FUNCIONES DEL PROFESORADO DEL SIGLO XXILÓPEZ MARTÍN, N.FACULTAD EDUCACIÓNUCLM TOLEDO 2013
La capacidad del profesor, después de los factores familiares, es el másinfluyente en el éxito de los estudiantes, con ind...
formación continua; contacto con el entorno (conocer la realidad del mundo laboral alque accederán los alumnos).En mi opin...
FUNCIONES DEL PROFESORADO DEL SIGLO XXILÓPEZ MARTÍN, N.FACULTAD EDUCACIÓNUCLM TOLEDO 2013
Próxima SlideShare
Cargando en…5
×

López martín, n. funciones del profesorado del siglo xxi

170 visualizaciones

Publicado el

0 comentarios
0 recomendaciones
Estadísticas
Notas
  • Sé el primero en comentar

  • Sé el primero en recomendar esto

Sin descargas
Visualizaciones
Visualizaciones totales
170
En SlideShare
0
De insertados
0
Número de insertados
19
Acciones
Compartido
0
Descargas
1
Comentarios
0
Recomendaciones
0
Insertados 0
No insertados

No hay notas en la diapositiva.

López martín, n. funciones del profesorado del siglo xxi

  1. 1. FUNCIONES DEL PROFESORADO DEL SIGLO XXILÓPEZ MARTÍN, N.FACULTAD EDUCACIÓNUCLM TOLEDO 2013
  2. 2. La capacidad del profesor, después de los factores familiares, es el másinfluyente en el éxito de los estudiantes, con independencia de su nivelsocioeconómico, es por ello importante que conozcamos sus funciones. El profesor vaa tener una doble competencia, la de docente y la de investigador, es por ello que se leexige una preparación para adquirir y actualizar conocimientos, así como paradesarrollar nuevas habilidades y destrezas tecnológicas, pues gracias a ellas se mejoranlos procesos de enseñanza y aprendizaje, necesarias en una sociedad que está enpermanente cambio, con nuevas necesidades y valores.Lo cierto es que las nuevas tecnologías están transformando el aula y lasfunciones docentes, y estos cambios están produciendo un cambio sistemático en lasteorías y en las prácticas didácticas.Anteriormente, al profesor se le otorgaban unos papeles básicos, como el detécnico, donde el profesor sería un ingeniero de la instrucción; el ético y socializador,actuando como juez evaluador, desempeñando una función fundamental de controlsocial; y finalmente el del profesor como preceptor y terapeuta.Pero, actualmente, no podemos seguir considerando a los docentes comoalmacenes del saber y dispensadores omnipotentes del conocimiento, pues lacantidad de información existente sobre cualquier tema es enorme, y es importante laayuda que nos proporcionan los medios electrónicos para acudir a otras fuentesinformativas, con los que el profesor no puede ni debe competir, sino convertirse enelemento aglutinador y analizador de las mismas. Ahora no basta con saber elcontenido de la materia para enseñar bien, sino que el profesor debe ser unconocedor de su materia, pero además ha de aprender a ser un experto gestor deinformación sobre la misma, un buen administrador de los medios a su alcance, ydesde esta orientación, dinamizar el aprendizaje de sus alumnos. El profesor adoptauna función más de gestor del aprendizaje de sus alumnos que de transmisor deconocimientoBasándome en todo lo anterior, deduzco que el profesor deberá poseerademás de las competencias básicas: dominio de la materia que imparte(competencia cultural), cualidades pedagógicas (habilidades didácticas, tutoría,técnicas de investigación, conocimientos psicológicos y sociales…), habilidadesinstrumentales y conocimiento de nuevos lenguajes y características personales(madurez, seguridad, autoestima, equilibrio emocional, empatía…); deberá realizarotras funciones como: la de planificar cursos; diseñar estrategias de enseñanza yaprendizaje; buscar y preparar recursos y materiales didácticos; proporcionarinformación y gestionar el desarrollo de las clases manteniendo el orden; motivar alalumnado; hacer participar a los estudiantes; facilitar la comprensión de los contenidosbásicos; ser ejemplo de actuación y portador de valores; asesorar en el uso derecursos; orientar la realización de actividades; tutoría (presencial y telemática);realizar trabajos con los alumnos); evaluar (evaluación formativa y sumativa,fomentando la autoevaluación de los estudiantes y de las intervenciones docentes);fomentar actitudes necesarias en la «sociedad de la información»; trabajos de gestión;
  3. 3. formación continua; contacto con el entorno (conocer la realidad del mundo laboral alque accederán los alumnos).En mi opinión, es la sociedad, en la que nos ha tocado vivir, la que estádemandando un modelo de profesor con unos rasgos definidos, como son elconsiderar al docente como el educador que forma a la persona para vivir en sociedad,desarrollando una educación integral que incluye la formación de conocimientos,procedimientos y actitudes; que oriente a los alumnos simultáneamente a larealización de sus tareas de enseñanza; que sea una educador democrático, abierto ala participación, justo en sus actuaciones, tolerante; motivador capaz de despertar enlos alumnos el interés por el saber y por desarrollarse como personas; que estécapacitado para aprender de la reflexión sobre su propia experiencia.; y finalmenteque se implique con su profesión, vocacional, que busca contribuir a la mejora de lasituación social a través de su ejercicio profesional.Los profesores del siglo XXI deberemos preparar a las nuevas generacionespara convivir con los medios, desde una formación que promueva la participación yreflexión crítica en su uso e interpretación. Es por ello, que no se puede seguirenseñando con las herramientas que formaron parte de nuestro pasado. Además, elobjetivo prioritario del profesor debe ser obtener un mejor aprendizaje del alumnado,y con él un mayor rendimiento académico y personal, aunque ello implique el utilizar yrealizar todos los cambios demandados, en base a la evolución social y tecnológica.
  4. 4. FUNCIONES DEL PROFESORADO DEL SIGLO XXILÓPEZ MARTÍN, N.FACULTAD EDUCACIÓNUCLM TOLEDO 2013

×