LOS HUESOS QUE
NOS PROTEGEN
Los huesos que componen el cráneo forman
una caja que protege el cerebro. La columna,
las cost...
Formas y funciones distintas
 El esqueleto de la cabeza está formado por huesos
planos que encajan entre sí creando un ca...
El cráneo
 Los ocho huesos planos del cráneo
están unidos por suturas,
articulaciones fijas que no permiten
ningún movimi...
La mandíbula
 Este hueso, llamado también
mandíbula inferior, se une al cráneo
mediante una articulación móvil que te
per...
La vértebra cervical
 Tenemos siete vértebras cervicales.
Las dos primeras, el atlas y el axis, se
articulan entre sí y s...
El esternón
 El esternón es uno de los huesos más
duros de tu cuerpo. Es largo y plano y
se une a las costillas formando ...
Las costillas y vértebras
dorsales
 Aunque no forman un espacio tan cerrado como la
caja del cráneo, las costillas proteg...
La vértebra lumbar
 Las cinco vértebras lumbares se
sitúan en la parte baja de la espalda y
no forman parte de la caja to...
El sacro y el coxis
 Las últimas piezas de tu columna
vertebral son el sacro (cinco vértebras
que se han fusionado forman...
LOS HUESOS DE LA
CABEZA
En la cabeza tenemos 28 huesos, una de cuyas
funciones principales es proteger el órgano más
impor...
Huesos planos y bien
soldados
 El cráneo está formado por ocho huesos
grandes y planos. Se trata de huesos muy duros
que ...
Frontal
 Hueso único, que forma la parte
delantera del cráneo, es decir, la
frente. Delimita la parte superior de
los ojo...
Parietal
 También es un hueso par, es decir
que hay uno a cada lado de la
cabeza. En conjunto forman el “techo”
y los lad...
Temporal
 Hay uno a cada lado del cráneo. En
su interior se encuentran el oído
medio y el oído interno.
Occipital
 Hueso único que “tapa” el cráneo por
la parte de la nuca. Presenta un gran
agujero, por donde entra la médula
...
Los huesos de la cara
 En la parte frontal de la cabeza se
encuentran los huesos de la cara. Son,
en general, mucho más p...
Esfenoides
 Hueso en forma de murciélago con las
alas extendidas. Está situado en la
base del cráneo, a ambos lados de la...
Lagrimal
 Es un hueso muy delgado y fino que
se encuentra en el lado interno del
agujero de los ojos.
Etmoides
 Hueso que separa la cavidad nasal
del cerebro.
Nasal
 Hay dos huesos nasales enfrentados.
Juntos forman el puente de la nariz.
Cigomático
 Es el hueso que forma los pómulos de
la cara y los lados del agujero de los
ojos. También hay dos.
Huesos del oído
 Martillo, yunque y estribo son los tres
huesecillos del oído. El estribo es el
hueso más pequeño del cue...
Maxilar
 Este hueso aloja los dientes
superiores y contribuye a formar el
techo de la boca.
Mandíbula
 Hueso móvil que permite masticar y
hablar.
Saber más…
 Cartílago flexible: si te tocas las orejas
o la punta de la nariz te darás cuenta
de que son duros, pero flex...
Columna y costillas
Gracias a la columna que recorre tu espalda puedes
sostener la cabeza, doblarte y girar el tronco. En ...
La columna vertebral
 En la columna se apoyan un gran
número de huesos importantes:
el cráneo, los omóplatos, las
costill...
La caja torácica
 En el pecho tenemos 12 pares de costillas
conectadas a las vértebras y curvadas hacia
adelante. Forman ...
Columna: por
detrás las costillas
se articulan con
las vértebras
torácicas.
Esternón: duro
hueso central de
la caja toráci...
Vértebras y discos
 Las vértebras tienen dos partes principales: el cuerpo vertebral, por
delante, más macizo, y el arco ...
Como ha evolucionado nuestro
cráneo
 El cráneo de nuestros ancestros era
muy distinto al nuestro. Empezó siendo
el de un ...
Del mono al hombre
 A lo largo de millones de años de historia, los esqueletos humanos han experimentado
grandes cambios:...
Australopitecos
 Las distintas especies de este género vivieron
hace entre 3 y 4 millones de años. Tenían una
capacidad c...
Homo habilis
 Esta especie es la primera perteneciente al
mismo género que nosotros (Homo). Su
capacidad craneal era de u...
Homo erectus
 Apareció hace unos 1,8 millones de
años y tenía una capacidad craneal
de 800 – 1.100 cm3. En su cráneo
se p...
Homo sapiens
 Nuestra especie tiene una capacidad craneal
enorme comparada con las especies
anteriores: entre 1.100 y 1.7...
Las fontanelas
 En los bebés los huesos del cráneo
todavía no se han soldado por
completo y entre ellos existen unos
espa...
Bebé
Infancia
 A los dos años de edad se cierra
completamente la última fontanela.
Adulto
 Las uniones se endurecen en el
individuo adulto y pueden llegar a
desaparecer en edades muy
avanzadas.
Mima tu espalda
La columna vertebral nos permite andar y mantenernos en pie, y
también soporta el peso de la cabeza. Pero,...
Buena postura= espalda sana
 Muchos dolores de espalda se deben a que nos sentamos o
nos mantenemos de pie en mala postur...
 Mal sentado:
A menudo nos sentamos mal
sin ser conscientes de ello.
En esta posición, la espalda
no tiene apoyo suficien...
 La mochila mal puesta:
Cuando llevamos la
mochila muy cargada de
libros es fácil adoptar, sin
querer, una mala postura:
...
La espalda por dentro
Cuando los médicos quieren ver la columna
vertebral cuentan con distintas máquinas que les
proporcio...
Radiografías: Mediante la emisión de rayos X,
radiaciones que atraviesan la piel y los
músculos, se fotografían los huesos...
Próxima SlideShare
Cargando en…5
×

Los huesos que nos protegen

3.244 visualizaciones

Publicado el

Ciencias Naturales, el esqueleto humano y sus características.

Publicado en: Educación
0 comentarios
0 recomendaciones
Estadísticas
Notas
  • Sé el primero en comentar

  • Sé el primero en recomendar esto

Sin descargas
Visualizaciones
Visualizaciones totales
3.244
En SlideShare
0
De insertados
0
Número de insertados
15
Acciones
Compartido
0
Descargas
6
Comentarios
0
Recomendaciones
0
Insertados 0
No insertados

No hay notas en la diapositiva.

Los huesos que nos protegen

  1. 1. LOS HUESOS QUE NOS PROTEGEN Los huesos que componen el cráneo forman una caja que protege el cerebro. La columna, las costillas y el esternón forman el esqueleto del tronco, que sostienen tu cuerpo y protege los órganos
  2. 2. Formas y funciones distintas  El esqueleto de la cabeza está formado por huesos planos que encajan entre sí creando un casco protector para el cerebro, y también por varios huesos con siluetas curiosas que delimitan la cara, las órbitas de los ojos y la mandíbula.  La columna vertebral la componen una serie de huesos irregulares que se llaman vértebras. Todas las vértebras tienen una forma parecida, con un canal central por el que pasa la médula espinal. También tienen huecos en los cuales insertan algunos músculos o se apoyan otros huesos, como las costillas. Las costillas son largas y aplanadas y dibujan una curva desde las vértebras dorsales hasta el pecho.  Junto con el esternón, forman una caja protectora pero flexible, para permitir la respiración. A esta caja se la llama caja torácica.
  3. 3. El cráneo  Los ocho huesos planos del cráneo están unidos por suturas, articulaciones fijas que no permiten ningún movimiento, y forman el casco que protege el cerebro.
  4. 4. La mandíbula  Este hueso, llamado también mandíbula inferior, se une al cráneo mediante una articulación móvil que te permite masticar y hablar.
  5. 5. La vértebra cervical  Tenemos siete vértebras cervicales. Las dos primeras, el atlas y el axis, se articulan entre sí y son las que nos permiten girar la cabeza.
  6. 6. El esternón  El esternón es uno de los huesos más duros de tu cuerpo. Es largo y plano y se une a las costillas formando la caja torácica. Fíjate en sus 3 partes muy bien diferenciadas.
  7. 7. Las costillas y vértebras dorsales  Aunque no forman un espacio tan cerrado como la caja del cráneo, las costillas protegen muy bien los pulmones, el corazón y los principales vasos sanguíneos. Parten de las vértebras dorsales y se unen al esternón mediante cartílago.
  8. 8. La vértebra lumbar  Las cinco vértebras lumbares se sitúan en la parte baja de la espalda y no forman parte de la caja torácica.
  9. 9. El sacro y el coxis  Las últimas piezas de tu columna vertebral son el sacro (cinco vértebras que se han fusionado formando un solo hueso) y el coxis, el resto de lo que en otros animales es la cola.
  10. 10. LOS HUESOS DE LA CABEZA En la cabeza tenemos 28 huesos, una de cuyas funciones principales es proteger el órgano más importante del cuerpo: el cerebro. También forman parte del esqueleto de la cabeza los huesos de la cara y los del oído.
  11. 11. Huesos planos y bien soldados  El cráneo está formado por ocho huesos grandes y planos. Se trata de huesos muy duros que forman el “casco” que protege el cerebro. Los ocho huesos están soldados unos con otros mediante articulaciones fijas llamadas suturas.  Los huesos del cráneo son curvos. Por fuera son más o menos lisos, y con algunos salientes para la fijación de diferentes músculos. Por la parte interna están repletos de hoyos y surcos que alojan pliegues del cerebro y vasos sanguíneos. Dos huesos de forma irregular, el etmoides y el esfenoides, cierran el cráneo por delante y por debajo.
  12. 12. Frontal  Hueso único, que forma la parte delantera del cráneo, es decir, la frente. Delimita la parte superior de los ojos y la nariz.
  13. 13. Parietal  También es un hueso par, es decir que hay uno a cada lado de la cabeza. En conjunto forman el “techo” y los lados del cráneo.
  14. 14. Temporal  Hay uno a cada lado del cráneo. En su interior se encuentran el oído medio y el oído interno.
  15. 15. Occipital  Hueso único que “tapa” el cráneo por la parte de la nuca. Presenta un gran agujero, por donde entra la médula espinal.
  16. 16. Los huesos de la cara  En la parte frontal de la cabeza se encuentran los huesos de la cara. Son, en general, mucho más pequeños e irregulares y en conjunto forman estructuras de gran importancia, ya que alojan órganos de los sentidos como la vista y el olfato, así como los huesos y los músculos que nos permiten masticar. Todos ellos están soldados entre sí excepto la mandíbula, unida al resto del cráneo mediante una articulación móvil. La forma de los huesos de la cara determina nuestro aspecto.
  17. 17. Esfenoides  Hueso en forma de murciélago con las alas extendidas. Está situado en la base del cráneo, a ambos lados de la cabeza, y en torno a él se articulan los demás huesos del cráneo.
  18. 18. Lagrimal  Es un hueso muy delgado y fino que se encuentra en el lado interno del agujero de los ojos.
  19. 19. Etmoides  Hueso que separa la cavidad nasal del cerebro.
  20. 20. Nasal  Hay dos huesos nasales enfrentados. Juntos forman el puente de la nariz.
  21. 21. Cigomático  Es el hueso que forma los pómulos de la cara y los lados del agujero de los ojos. También hay dos.
  22. 22. Huesos del oído  Martillo, yunque y estribo son los tres huesecillos del oído. El estribo es el hueso más pequeño del cuerpo.
  23. 23. Maxilar  Este hueso aloja los dientes superiores y contribuye a formar el techo de la boca.
  24. 24. Mandíbula  Hueso móvil que permite masticar y hablar.
  25. 25. Saber más…  Cartílago flexible: si te tocas las orejas o la punta de la nariz te darás cuenta de que son duros, pero flexibles. Esto se debe a que tienen cartílago en su interior. El cartílago de la nariz forma la punta que te permite oler; el de la oreja ayuda a dirigir el sonido hacia el interior.
  26. 26. Columna y costillas Gracias a la columna que recorre tu espalda puedes sostener la cabeza, doblarte y girar el tronco. En su interior queda protegida la médula espinal. Doce pares de costillas ancladas a las vértebras forman la caja torácica.
  27. 27. La columna vertebral  En la columna se apoyan un gran número de huesos importantes: el cráneo, los omóplatos, las costillas y la pelvis. Las vértebras, los huesos que forman la columna, tienen unas prolongaciones llamadas apófisis que sirven de punto de apoyo a los músculos de la espalda y del cuello. La columna se dobla, pero el número de sus movimientos es limitado. Las vértebras están articuladas entre sí de tal manera que la columna se doble y se gire sólo hasta el límite de seguridad que evite que la médula espinal que se encuentra en su interior se lesione.
  28. 28. La caja torácica  En el pecho tenemos 12 pares de costillas conectadas a las vértebras y curvadas hacia adelante. Forman una caja que protege el corazón y los pulmones. Las costillas son flexibles y se expanden cuando los pulmones se llenan de aire. Los 7 pares superiores son las costillas verdaderas y están unidas al esternón mediante el cartílago. Los siguientes tres pares son las falsas, y están unidas al esternón a través del cartílago del último par verdadero. Los dos últimos pares son flotantes, son más cortas y por delante están libres.
  29. 29. Columna: por detrás las costillas se articulan con las vértebras torácicas. Esternón: duro hueso central de la caja torácica. Costillas flotantes: algunas personas tienen 6 y otras solo 2. Lo más usual son 4. Las costillas flotantes no están unidas al esternón. Costilla verdaderas verdaderas: las costillas se articulan mediante cartílago con el esternón.
  30. 30. Vértebras y discos  Las vértebras tienen dos partes principales: el cuerpo vertebral, por delante, más macizo, y el arco neural, por detrás, que tiene en su interior un agujero por el que pasa la médula. De este arco salen dos prolongaciones a los lados (apófisis); a ellas se agarran los músculos. Las vértebras no se tocan entre sí, sino que poseen un disco o almohadilla cartilaginosa entre ellas que las mantiene unidas pero a la vez les permite cierto movimiento. Los discos intervertebrales también funcionan como “amortiguadores”. Cuando saltamos o giramos, los discos evitan quelas vértebras choquen y se dañen.
  31. 31. Como ha evolucionado nuestro cráneo  El cráneo de nuestros ancestros era muy distinto al nuestro. Empezó siendo el de un mono que andaba a cuatro patas y ha ido cambiando a lo largo de millones de años para llegar a ser como es ahora.
  32. 32. Del mono al hombre  A lo largo de millones de años de historia, los esqueletos humanos han experimentado grandes cambios: la pelvis, los pies, la longitud de los brazos, la forma de algunos dedos… todo ha evolucionado, aunque los mayores cambios han tenido lugar en el cráneo. Una de las principales diferencias entre el esqueleto de Australopitecos y el nuestro (Homo sapiens) es la mayor capacidad craneal debido a un aumento del tamaño del cerebro. Además, el Homo sapiens tiene la cara más achatada: la barbilla ha retrocedido y la frente está más marcada. Nuestra especie tienen los dientes más pequeños, sobre todo los colmillos, pues se han adaptado a una nueva dieta. Nuestra columna vertebral adquirió ciertas curvas en las zonas lumbar y torácica que nos permiten caminar erguidos, sin tambalearnos.
  33. 33. Australopitecos  Las distintas especies de este género vivieron hace entre 3 y 4 millones de años. Tenían una capacidad craneal pequeña (450 cm3, su cerebro era una tercera parte del nuestro) y una cara marcadamente prominente, sin frente y con una gran mandíbula.
  34. 34. Homo habilis  Esta especie es la primera perteneciente al mismo género que nosotros (Homo). Su capacidad craneal era de unos 600 cm3. apareció hace 2,5 millones de años y tenía un cráneo más redondeado y unos dientes mayores que en especies anteriores.
  35. 35. Homo erectus  Apareció hace unos 1,8 millones de años y tenía una capacidad craneal de 800 – 1.100 cm3. En su cráneo se puede ver una frente más pronunciada y nos dientes más pequeños.
  36. 36. Homo sapiens  Nuestra especie tiene una capacidad craneal enorme comparada con las especies anteriores: entre 1.100 y 1.700 cm3. Posee también una barbilla desarrollada, una frente alta y unos dientes adaptados a comer tanto carne como fruta y verdura.
  37. 37. Las fontanelas  En los bebés los huesos del cráneo todavía no se han soldado por completo y entre ellos existen unos espacios llamados fontanelas. Estás permiten que el cráneo se deformen durante el parto y que el cerebro pueda crecer durante la infancia hasta que el cráneo acabe de soldarse.
  38. 38. Bebé
  39. 39. Infancia  A los dos años de edad se cierra completamente la última fontanela.
  40. 40. Adulto  Las uniones se endurecen en el individuo adulto y pueden llegar a desaparecer en edades muy avanzadas.
  41. 41. Mima tu espalda La columna vertebral nos permite andar y mantenernos en pie, y también soporta el peso de la cabeza. Pero, aunque tiene mucho aguante debemos cuidarla. Muchos dolores de espalda se deben a las malas posturas. La columna la tenemos detrás, no la vemos, y a menudo no nos damos cuenta de que la estamos forzando, pero es importantes cuidarla, pues los dolores de espalda son muy molestos y perjudican a la salud de todo el cuerpo.
  42. 42. Buena postura= espalda sana  Muchos dolores de espalda se deben a que nos sentamos o nos mantenemos de pie en mala postura. La columna no es recta, sino que tiene unas ligeras curvas, que debemos procurar no forzar. Además, si cuidas tu columna respirarás mejor, evitarás el desgaste de las articulaciones y los ligamentos, y mantendrás los músculos fuertes. Cuida tu espalda controlando tus movimientos diarios: al recoger algo del suelo, sobre todo si es muy pesado, flexiona las rodillas y mantén la espalda lo más recta posible. Nunca levante un objeto demasiado pesado, ya que la columna y la musculatura de tu tronco se pueden lesionar.
  43. 43.  Mal sentado: A menudo nos sentamos mal sin ser conscientes de ello. En esta posición, la espalda no tiene apoyo suficiente en la zona de las curvas y los discos intervertebrales quedan forzados. La musculatura de la espalda debe realizar entonces un esfuerzo extra para compensar el peso. Tarde o temprano este mal hábito acaba provocando dolores.  Bien sentado: Si te sientas con los pies bien apoyados en el suelo y la espalda recta contra el respaldo, la columna no sufre. Si estás ante una pantalla mantén la mirada recta, a una distancia fija frente a ella. También te convienen evitar las mesas bajas que te obligan a inclinarte y a perder la buena postura.
  44. 44.  La mochila mal puesta: Cuando llevamos la mochila muy cargada de libros es fácil adoptar, sin querer, una mala postura: la espalda se arquea y el excesivo peso se concentra en la zona baja de la columna. Con frecuencia esto provoca dolores lumbares y de cuello. Puedes observar como esta postura puede provocar el desarrollo de un poco de joroba.  La mochila bien puesta: La mejor manera de llevar la mochila es en el centro de la espalda, ni demasiado alta ni demasiado baja, colgada de ambos hombros (nunca de uno sólo) y, si pesa mucho, abrochada mediante una cinta a la cintura. Al caminar tu cuello debe estar recto, mirando hacia delante, con la espalda y el tronco también rectos.El 80 % de la población sufre dolores de espalda en algún momento de su vida.
  45. 45. La espalda por dentro Cuando los médicos quieren ver la columna vertebral cuentan con distintas máquinas que les proporcionan imágenes del interior. Con estas técnicas pueden detectar lesiones y enfermedades sin necesidad de cirugía.
  46. 46. Radiografías: Mediante la emisión de rayos X, radiaciones que atraviesan la piel y los músculos, se fotografían los huesos. Resonancia magnética: La RMN usa un campo magnético para crear imágenes de los órganos de los tejidos y de los huesos. Tomografía (CT o TAC): El TAC es una serie de imágenes de rayos X de la columna hechas como rebanadas de un trozo de pan.

×