66

101 visualizaciones

Publicado el

0 comentarios
0 recomendaciones
Estadísticas
Notas
  • Sé el primero en comentar

  • Sé el primero en recomendar esto

Sin descargas
Visualizaciones
Visualizaciones totales
101
En SlideShare
0
De insertados
0
Número de insertados
1
Acciones
Compartido
0
Descargas
1
Comentarios
0
Recomendaciones
0
Insertados 0
No insertados

No hay notas en la diapositiva.

66

  1. 1. mediático. Después del recorrido histórico que esta investigación me ha permitido conocer, mi conclusiónal respecto está en línea con la hipótesis del no interés mediático, habida cuenta de la cantidad dedeclaraciones institucionales en el marco nacional e internacional, así como de declaraciones ydecisiones de dirigentes de los países afectados. “EL GOBIERNO FRANCÉS ACUSA A LOS LABORATORIOS PRIVADOS DE ABANDONAR LA LUCHA CONTRA EL SIDA” “El Secretario de Estado francés de sanidad, Bernard Kouchner, acusó ayer a los laboratorios farmacéuticos privados de haber renunciado, por razones económicas, a poner a punto nuevos medicamentos contra el sida. Lamentó que “el 85% de las moléculas descubiertas contra el sida sean producto de trabajo académico y no de la investigación de los laboratorios privados”. El secretario de Estado se expresó así al criticar el despilfarro que supone para Francia la mala conexión entre la investigación universitaria y la industria cuando se habla de sida.(...).” El PAÍS, martes 1 de diciembre de 1998 (sociedad) En este artículo se observa como en ocasiones, las declaraciones políticas son utilizadas parapresionar sobre determinadas estructuras y así intentar modificar la realidad. “LA GENERALITAT QUIERE QUE TODOS LOS PRESOS CON EL SÍNDROME QUE ESTÉN GRAVES OBTENGAN LA LIBERTAD” “(...) Lo que haremos será proponer la libertad tan pronto se confirme que el penado padece el síndrome de inmunodeficiencia adquirida. Es una medida de tipo humanitario para conseguir que el tiempo de vida que les queda a los presos con sida sea lo más digna posible y lo pasen en libertad, aunque la última palabra siempre la tienen los jueces” manifestó a La Vanguardia Vicente Martín, jefe de la sección de sanidad penitenciaria de la Generalitat (...)” LA VANGUARDIA, jueves 1 de diciembre de 1988 (Sociedad) En este artículo se observa como la transformación de la realidad, en ocasiones viene precedidade propuestas políticas que posteriormente los profesionales competentes en la materia podrán valorarpara decidir si la propuesta va hacia delante. Silvia Giménez Rodríguez - 258 -
  2. 2. 3. Prevención Conocer las prácticas de riesgo habilita para informar de las medidas preventivas que eviten latransmisión del virus. El máximo de años en los que se hacía prevención en la prensa seleccionada erande cinco, en La Voz de Galicia, cuatro en ABC y El País, tres en El Mundo y dos en La Vanguardia. Seobserva que en todos los diarios y años aparecen las mismas medidas de prevención ante las mismasprácticas de riesgo. No se tiene en cuenta en el histórico analizado, la existencia de la hipótesis no vírica,por lo que tampoco se tienen en cuenta las medidas preventivas que propone la misma. En pocas ocasiones se hace referencia a las recomendaciones de prevención, por lo que seentiende como una oportunidad perdida para poder aleccionar a la población de su situación de riesgo yde la pertinencia de prevención. Asimismo, existe unanimidad en la difusión de la visión vírica del SIDAen cuanto a la prevención. “PREVENIR LA ÚNICA CURA” Pedro Pérez Cárdenas. Presidente Comité Independiente Antisida. “Todos hemos oído aquello de que prevenir es mejor que currar. En el caso del sida, prevenir no es mejor que curar: es la única cura. Para el caso de una enfermedad mortal y no curable, es necesario prevenir con total seguridad, ya que no vale una prevención parcial. (...) Conviene actuar en el proceso de prevención de la enfermedad, luchando para que no crezcan las prácticas de riesgo. (...)Con el sida no nos encontramos solo con un problema estrictamente sanitario, como querrían algunos, también en un problema ético. En este caso es la consecuencia de un abuso práctico de la sexualidad en modalidades incorrectas de frecuencia y lugar, y en sus combinaciones con circunstancias de drogadicción o promiscuidad (...)” EL PAÍS, martes 1 de diciembre de 1998 (sociedad) Silvia Giménez Rodríguez - 259 -
  3. 3. 4. Tratamiento Se hace referencia al tratamiento médico emergente y mejorado que se va investigando yadministrando. Esta administración se lleva a cabo fundamentalmente en los países enriquecidos y no enlos empobrecidos, donde mayor prevalencia existe de la enfermedad. La adherencia a los tratamientostambién es tratada, explicando la dificultad que existe en la consecución de la misma con el consiguienteriesgo de creación de resistencias al virus. Así, como de la dificultad de mantener esta adherencia enpersonas en proceso de exclusión social, con vidas desestructuradas o consumidoras activas de drogas oen personas que sufren diariamente los efectos secundarios nocivos de la medicación (yatogenia). Tresinformaciones en los últimos diecinueve Días Mundiales del SIDA aparecen recogidas en los diarios ElPaís y La Vanguardia, cuatro y dos en ABC y El Mundo respectivamente y una en La Voz de Galicia. Si es una evidencia que no existe todavía un tratamiento eficiente para la curación del SIDA,también lo es que la industria farmacéutica continuamente comercializa medicamentos con cada vezmenos efectos secundarios. Cabe la posibilidad de que la escasa incidencia de informaciones sobre eltratamiento en prensa esté relacionada con las pocas novedades significativas sobre el mismo. Noobstante, sorprende que en 1996, año en el que se empieza a aplicar en España la terapia antirretrovialde gran eficacia1 , la panacea hasta el momento en tratamiento para los defensores de la visón vírica delVIH, solo se haga eco La Vanguardia y El ABC de la noticia. El Mundo y la Voz de Galicia se hacen eco alaño siguiente y El País en ninguno de estos dos años. Tampoco se refleja nada relacionado con lostratamientos de la hipótesis no vírica del VIH.1 TAAE en castellano, HAART en inglés. Silvia Giménez Rodríguez - 260 -
  4. 4. “ANDALUCÍA INVESTIGARA EL USO TERAPÉUTCIO DEL HACHÍS PARA ENFERMOS DE SIDA, CANCER Y ASMA” “(...) Hachís, una droga usada por los asirios como fármaco en el siglo VII antes de Cristo, incluída en el Herbario de Dioscorides (año 60 a.c) y que la medicina occidental usó durante 2000 años. (...) La investigación intentaría confirmar estudios realizados en Holanda, EE.UU o Reino Unido sobre el uso del cáñamo y sus derivados en terapias del dolor como antiemético (antináuseas) y como estimulante del apetito en enfermos de cáncer sometidos a quimioterapia y en pacientes de sida (...) El informe agrega que el hecho de que no se hayan separado loes efectos terapéuticos de las propiedades psicoactivas, no siempre deseadas por el enfermo, no desvirtúa lo dicho, porque lo mismo ocurre con sustancias como la morfina (tratamiento del dolor), la cocaína (anestésico local) o las anfetaminas.” El PAÍS, miércoles 1 de diciembre de 1999 (sociedad) Este artículo refleja como ante la escasez de tratamiento eficiente contra el SIDA se apuesta porinvestigar medidas paliativas. “LOS GALLEGOS ENFERMOS DE SIDA QUE HAN MUERTO TENÍAN TUBERCULOSIS O NEUMONÍA” “(...) Emilio Barrio, catedrático de Universidad e investigador del SIDA en el hospital Xeral de Galicia, señala que hasta ahora, las infecciones provocadas por tuberculosis o neumonía han causado la mayoría de las muertesde los gallegos que sufrieron sida. “Puede retrasarse el fallecimiento bastante –dice barrio- porque disponemos de fármacos eficaces contra dichas infecciones; y además usamos normalmente la zidovudina, el único medicamento que retrasa el desarrollo del sida. (...) El tratamiento antivírico – agrega Emilio Barrio- tiene el inconveniente de que nunca puede ser radicalmente curativo. Porque el virus está dentro de la célula. Y o se destruye la célula o no se destruye el virus.(...)” LA VOZ DE GALICIA, viernes 1 de diciembre de 1989 (Galicia) Este artículo no solo toma como referencia los tratamientos para curar el SIDA sino también lostratamientos contra las enfermedades oportunistas como una manera de luchar ante la enfermedad. Silvia Giménez Rodríguez - 261 - Anterior Inicio Siguiente

×