¡Incluso algunos disfrutamos con ella! La ira es un   obstáculo al crecimiento espiritual y puede adoptar   muchas formas:...
Si examinamos esta poderosa emoción, hallaremos que  gran parte de nuestra ira realmente procede del miedo a  no poder con...
Los demás no hacen las cosas a nuestra manera. A  veces, la ira proporciona a la persona enojada una  sensación que la hac...
Miedo, la inseguridad, los celos y la envidia. Nos enojamos con los demás porque en alguna parte, en lo más hondo de nuest...
   En vez de celebrar sus éxitos, los humillamos, porque no    podemos aceptar la ira que experimentamos en nuestro    in...
Tenemos que conocer de dónde surge nuestra ira  y examinar honestamente esa fuente. Lo que  descubrimos sobre nosotros mis...
Puede admitirse en silencio, interiormente, en un momento de reflexión, y no hay necesidad alguna de hablar de ello.Nadie ...
Enfréntese con la fuente que origina su ira. Puede que la persona con la que está realmente      enojado      no responda ...
Sáquelo de su sistema. Sitodavía conserva ira por unasituación pasada, y no haymanera de enfrentarse con lapersona que est...
Al mismo tiempo que quema lacarta, pida perdón a esapersona, para esa persona ypara usted mismo, y pida lacuración a los e...
La ira
Próxima SlideShare
Cargando en…5
×

La ira

368 visualizaciones

Publicado el

0 comentarios
0 recomendaciones
Estadísticas
Notas
  • Sé el primero en comentar

  • Sé el primero en recomendar esto

Sin descargas
Visualizaciones
Visualizaciones totales
368
En SlideShare
0
De insertados
0
Número de insertados
42
Acciones
Compartido
0
Descargas
0
Comentarios
0
Recomendaciones
0
Insertados 0
No insertados

No hay notas en la diapositiva.

La ira

  1. 1. ¡Incluso algunos disfrutamos con ella! La ira es un obstáculo al crecimiento espiritual y puede adoptar muchas formas: gritos, violencia, respuestas cortantes y tonos hirientes, fumar comprar, comer en exceso, dejar de comer, beber, drogarse, entre otras muchas cosas.
  2. 2. Si examinamos esta poderosa emoción, hallaremos que gran parte de nuestra ira realmente procede del miedo a no poder controlar el resultado de una determinada situación o las acciones de los demás. Surge de nuestra no aceptación de una situación dada o de la manera en que una persona está actuando, que es diferente de la manera en que nosotros actuaríamos.
  3. 3. Los demás no hacen las cosas a nuestra manera. A veces, la ira proporciona a la persona enojada una sensación que la hace sentirse viva. El corazón se acelera y la respiración se hace más rápida. La ira parece crear energía. Yo solía disfrutar de mi ira porque me hacía sentir como si mis nervios estuviesen calientes y listos para entrar en acción.
  4. 4. Miedo, la inseguridad, los celos y la envidia. Nos enojamos con los demás porque en alguna parte, en lo más hondo de nuestra psique, inconscientemente, les vemos hacer algo que nosotros siempre hubiésemos querido hacer y que, por una razón u otra, jamás hicimos.
  5. 5.  En vez de celebrar sus éxitos, los humillamos, porque no podemos aceptar la ira que experimentamos en nuestro interior por no haber tenido el valor suficiente para llevar a cabo nuestros propios sueños y deseos.
  6. 6. Tenemos que conocer de dónde surge nuestra ira y examinar honestamente esa fuente. Lo que descubrimos sobre nosotros mismos no tiene que confesarse en medio de la sala de estar o en la cafetería del trabajo o proclamarse desde una tribuna.
  7. 7. Puede admitirse en silencio, interiormente, en un momento de reflexión, y no hay necesidad alguna de hablar de ello.Nadie más que nosotros mismos es responsable de nuestra vida y nuestros actos. Algunas veces el hecho o la palabra que despiertan la ira no son su verdadera causa.
  8. 8. Enfréntese con la fuente que origina su ira. Puede que la persona con la que está realmente enojado no responda de manera receptiva, pero por lo menos habrá sido capaz de hablar con ella acerca del problema
  9. 9. Sáquelo de su sistema. Sitodavía conserva ira por unasituación pasada, y no haymanera de enfrentarse con lapersona que estuvoimplicada en aquellasituación, escriba unacarta, vertiendo en ella todossus sentimientos lo máshonestamente posible y, envez deenviarla, quémela, liberándose de todas las emocionesque le han tenido atadodurante tanto tiempo.
  10. 10. Al mismo tiempo que quema lacarta, pida perdón a esapersona, para esa persona ypara usted mismo, y pida lacuración a los espíritus queguían. Éste es un poderosoritual, y ayuda a situar su iracontra los demás y contra lassituaciones no resueltas en elauténtico lugar que lecorresponde. También contribuyea dejar atrás el pasado. Al dejaratrás el pasado, uno está librepara ocuparse del presenteprecioso.

×