Solemnidad de la Santísima Trinidad AÑO A Jn 3, 16-18 Primera lectura Éx 34, 4b-6. 8-9    “Señor, Señor, Dios          Seg...
del Padre, se ha convertido en nuestro defensor                                                         (Rom 8,34).       ...
EL JUEGO DE LA TRINIDAD                                                                 Y los ricos que repartían sus riqu...
quien llamamos en singular “Dios”.                     puertas por amor, porque Dios es Amor, un amor                     ...
Próxima SlideShare
Cargando en…5
×

Reflexión para las lecturas del Domingo

815 visualizaciones

Publicado el

Publicado en: Meditación
0 comentarios
0 recomendaciones
Estadísticas
Notas
  • Sé el primero en comentar

  • Sé el primero en recomendar esto

Sin descargas
Visualizaciones
Visualizaciones totales
815
En SlideShare
0
De insertados
0
Número de insertados
4
Acciones
Compartido
0
Descargas
1
Comentarios
0
Recomendaciones
0
Insertados 0
No insertados

No hay notas en la diapositiva.

Reflexión para las lecturas del Domingo

  1. 1. Solemnidad de la Santísima Trinidad AÑO A Jn 3, 16-18 Primera lectura Éx 34, 4b-6. 8-9 “Señor, Señor, Dios Segunda lectura 2Co 13, 11-13 “La gracia de Jesu- compasivo y misericordioso”. cristo, el amor de Dios y la comunión del Espíritu Santo”. Salmo Dn 3, 52-56 “A ti gloria y alabanza por los si- glos”. Evangelio Jn 3, 16-18 “Dios mandó su Hijo, para que el mundo se salve por él”.P orque tanto amó Dios al mundo, que entregó a su Unigé- nito, para que todo el que cree en él no perezca, sino que tenga vida eterna. Porque Dios no envió a su Hijo al mun-do para juzgar al mundo, sino para que el mundo se salve por él.El que cree en él no será juzgado; el que no cree ya está juzga-do, porque no ha creído en el nombre del Unigénito de Dios.Para situar el Evangelio en gencias y no de un factor sola-la fiesta de la Santísima Tri- mente. Nosotros nunca vivi-nidad mos, convivimos”.La fiesta de hoy es un eco detodo el tiempo pascual. En él he- Para fijarnos en el Evangeliomos contemplado el misterio delamor del Padre en su Hijo y rea- Este texto esta en el contextolizado por el Espíritu Santo. Esta de un encuentro de Jesús y Ni-fiesta pretende realzar la alaban- codemo (Jn 3,1-21). Nicodemoza a Dios: que es Padre y Hijo y es fariseo y forma parte delEspíritu Santo. Es una comunión Sanedrín (tribunal colegiado judío,de amor que mira al mundo. presidido por el sumo sacerdote y com-La alabanza a este Dios crea puesto por 70 personas: un 1/3 de sa- de Juan 78 veces, y puede sig-comunión entre nosotros y nos cerdotes, otro de ancianos y otros de nificar: el cosmos, el mundo doctores de la Ley). Más adelante, hostil a Jesús, y los hombres.envía a recrearla con otros, cuando algunos fariseos se co- Dios ama la creación entera;empezando por los más necesi- locan contra Jesús, Nicodemo “ama a todos los seres y notados de amor en el mundo. sale en su defensa: “¿acaso aborreces nada de lo que hasDice L. Boff: “Creer en la Trini- nuestra ley permite juzgar a hecho” (Sap 11,24). Pero ahoradad implica aceptar que todo nadie sin escuchar primero y se refiere al mundo de losse relaciona con el todo, for- averiguar lo que ha hecho?” hombres, a quien Dios ama ymando un gran todo; que la (Jn7,50). Y, muerto Jesús, lleva en un grado tan elevado que,unidad resulta de mil conver- cien libras de una mixtura de para que no se pierda ninguno mirra y áloe (Jn19, 39) para, con de ellos, sino que todos se sal- José de Arimatea, ofrecer un ven o alcancen la vida eterna, encierro digno al cuerpo de Je- nos ha entregado su Hijo único. sús. Las palabras que hoy en- tran en la liturgia, están dirigi- Juan destaca, así que el amor de das a Nicodemo y, en él, a los Dios es fuente de esta vida-sal- judíos y a nosotros. vación. Es Dios quien tiene la iniciativa en la salvación del En estas palabras que Juan mundo... porque lo estima con pone en boca de Jesús el amor un amor inmenso. Es una inicia- de Dios al mundo (son expre- tiva gratuita: en ningún momen- sión de la fe de la comunidad), to Jesús no dice que Dios espere Jesús como expresión del amor la reciprocidad por parte del de Dios. Jesús aparece como el mundo. Juan evangelista, más “Hijo único” que Dios ha “dado”- adelante, sugiere lo contrario (Jn “enviado” al mundo para que 15,18-19). El amor siempre va por tengamos vida-salvación. delante, siempre es origen de vida y siempre es gratuito. “Mundo”, sale en el evangelio
  2. 2. del Padre, se ha convertido en nuestro defensor (Rom 8,34). Una nota sobre la figura de Jesús juez: Jesús es juez, y esa potestad para juzgar se la ha confiado el Padre, y el juicio de Jesús es justo (Jn 5,22.27.29). En el ambiente judío, se esperaba que el Mesías ejerciera de juez (el Bautista lo anunciaba en Mt 3,7.10.11.12): a Jesús se le presentaba con las imá- genes del fuego abrasador, el hacha cortante puesta a la raíz del árbol, y el bieldo que se intro- duce en la parva para separar el trigo de la paja. Así, Jesús es decisivo de cara a la salvación del mundo y de cada uno de nosotros. Por esto, cada cual decide ante Él -acogerlo (Jn 1,12) o rechazarlo (Jn 1,10-11)- y esto también será decisivo. Esto es el que quiere decir, en este texto, “creer” o “no- creer” en Él. Ante Jesús -con todo lo que repre- senta, que no se trata de un nombre vacío, ni de una ideología, ni de una doctrina... sino de quien ha muerto y ha resucitado mostrando el camino del Reino de Dios. Cada cual se ha de posicionar. Posicionarse porque el proyecto de Dios sólo se re- aliza en la persona concreta, en la persona creyen- te, en la persona que ha dicho SÍ (Jn 1,12; 3,18). No es un proyecto que se imponga a ultranza a nadie en concreto ni al mundo en general. Sólo puedeLos escritos de Juan no sólo remarcan que Dios ac- echar adelante en aquella persona que librementetúa por amor sino que lo describen a Él mismo le acoge. Esto es “creer”. “No-creer” será el recha-como “Amor” (1Jn 4,8.16). Y este amor se concreta zo, el cierre, hecho también como opción conscien-con la venida del Hijo al mundo (Jn 1,14) dispuesto a te y libre. Así, la libertad siempre lleva el riesgo devivir todo lo que vivimos, incluida la muerte, dis- la posibilidad de condenación, a pesar de la volun-puesto a dar la vida día a día hasta el final. Es po- tad salvadora de Dios, en el rechazo o cerramientosible que el texto de Jn 3,16 tenga como trasfondo del hombre al amor inmenso de Dios.el pasaje del Génesis, en que se narra el sacrificiode Isaac (Gn 22,2.16). La revelación del amor infinito No tenemos que confundir el uso de estos términos,y eterno de Dios al hombre es medular en el cris- “creer” y “no-creer”, que se hace en el evangelio detianismo; al hombre se le pide que crea en él. Juan con el uso que se hace popularmente. Hay mucha gente que cuando dice que “no cree” no estáEl Evangelio, pues, presenta Jesús como don de expresando que rechace Jesús, a quien probable-Dios. Un don que tiene una finalidad: la vida mente ni siquiera conoce; en muchos casos, proba-“eterna” de los creyentes. Dios ama el mundo; su blemente, el “no creo” es equivalente a la preguntavoluntad es la salvación universal. Tanto ama que por Dios. Una pregunta que espera respuesta, que“entrega a su Hijo único”. Hace alusión a la cruz, espera el testigo sencillo y vital de quien dice que sí,que expresa el amor inmenso de Dios en la fideli- que cree, en el Padre mostrado por Jesucristo. Eldad de Jesús, como Abrahán con Isaac. Dios es el testigo, el militante cristiano.que justifica, que ni siquiera se reservó a su pro-pio Hijo, sino que lo entregó por nosotros (Rom Recordemos que en Juan “creer y amar” son sinó-8,32-33). Y Cristo, ahora, resucitado y a la derecha nimos. Sólo cree quien ama. Ruego por pedir el don de comprender el Evangelio y poder conocer y estimar a Jesucristo y, así, poder seguirlo mejor. Apunto algunos hechos vividos esta semana que ha acabado. Leo el texto. Después contemplo y subrayo. Ahora apunto aquello que descubro de JESÚS y de los otras personajes, la BUENA NOTICIA que escucho... ¿cómo me posiciono ante el mundo que tanto ama Dios? Y vuelvo a mirar la vida, los HECHOS vividos, las PERSONAS de mi entorno... desde el evan- gelio… Y apunto nombres de personas que, con su vida, me han mostrado el amor de Dios (gratuito, creador de vida...) Llamadas que me hace -nos hace- el Padre hoy a través de este Evangelio y compromiso. Plegaria. Diálogo con Jesús dando gracias, pidiendo...
  3. 3. EL JUEGO DE LA TRINIDAD Y los ricos que repartían sus riquezas. Y repetí: “¡Padre!” dije con un sollozo. La oración es el juego de la Trinidad Y sentí una conmoción total. en el mundo desde mí Fue... un instante sin tiempo, hacia la libertad. una ráfaga de viento que pasa antes de llegar Y me sentí fuera de mí lanzado y te derriba antes de que al corazón del conflicto... te enteres de su llegada. Y te grité otra vez: Me tuve que poner en pie y grité: “¡Padre!” “¡Padre! ¡Padre! ¡Padre!” Y conmigo gritó Jesús y toda la procesión de miserables El Espíritu me daba saltos dentro. que le seguían... Jesús estaba a mi lado Y el grito era una bomba lanzada por el Espíritu... diciendo: “¡Padre!” Patxi Loidi, Mar adentro Me dije: La oración es el juego de la Trinidad dentro de mí. Todas mis ideas son de ellos, todos mis sentimientos. Y vi a Jesús acompañado. Una multitud infinita le seguía, como una cadena montañosa que se pierde en el horizonte. Cojos, ciegos y sordos, todos los tullidos del planeta, y las prostitutas, y los publicanos, todos los condenados de la tierra,los pobres del mundo formando una comunidad de explotados, sin pan, sin cultura, sin alma... a más lindo Ver Juzgar Actuar “No hay nad ia unida...” que la FamilVERH ace bastantes años, los Payasos de la Tele (Gabi, Fofó, Miliki, Fofito...) cantaban una canción cuya letra decía: “No hay nadamás lindo que la familia unida, atados por los lazos del amor. Sen-tir palpitar la misma sangre, sentir que es uno solo el corazón...”.Cuando una familia está unida, esa comparación no se ve descabe-llada. Y además, solemos hablar de “la familia García” o “la familiaPérez”, en singular, pero sabiendo que ese nombre singular abar-ca una pluralidad de personas. Y cuando conocemos a esa familia,conocemos cuántas personas la integran.JUZGARH oy, celebrando la solemnidad de la Santísima Trinidad, pode- mos decir que estamos celebrando la fiesta de una familia,de una Familia muy unida, también “atados por los lazos delamor”, como decía la canción: es la fiesta de la Familia divina, a
  4. 4. quien llamamos en singular “Dios”. puertas por amor, porque Dios es Amor, un amor inabarcable, infinito. Así lo ha dicho Él en el Evan-Y al igual que ocurre con las familias humanas, la gelio: «Tanto amó Dios al mundo que entregó a suFamilia Dios está integrada por diferentes miem- Hijo único, para que no perezca ninguno de losbros, por diferentes Personas. Y esto lo sabemos que creen en Él, sino que tengan vida eterna. Por-porque la propia familia Dios nos lo ha dado a co- que Dios no mandó a su Hijo al mundo para con-nocer. Así se dice en el Itinerario de Formación denar al mundo, sino para que el mundo se salveCristiana para Adultos “Ser cristianos en el cora- por Él». Tanto nos ama Dios, así es Dios.zón del mundo” (tema 5): “El misterio de Dios-Amor, de Dios-Comunión, es el misterio de la San- Y en las palabras de Jesús se nos revela que la fa-tísima Trinidad... que sólo Dios puede dárnoslo a milia Dios está integrada por varias Personas: elconocer al revelarse como Padre, Hijo y Espíritu Padre, con quien Jesús manifiesta una relación deSanto”. Una revelación progresiva en la que Dios intimidad ya que es el modo normal con que Élha ido dándose a conocer poco a poco, adaptán- designa a Dios; el Hijo que es el nombre que Je-dose a la capacidad de comprensión del ser hu- sús se da a sí mismo; y el Espíritu Santo, que pro-mano. Así, en la 1ª lectura, el Señor se muestra a cede del Padre y del Hijo y que nos lo enseñará yMoisés como «Dios compasivo y misericordioso, recordará todo.lento a la ira y rico en clemencia y lealtad». “Nuestro conocimiento de Dios va unido al donUna revelación de Dios que alcanza su punto cul- de sí mismo que Dios nos hace”, y así lo entendie-minante en Jesús. Una de las personas de la Fami- ron las primeras comunidades cristianas, quelia Dios viene a nosotros y con su vida, palabra y como hemos escuchado en la 2ª lectura, hablabanobras, nos muestra que “es ‘Dios con nosotros’. Es con normalidad y naturalidad refiriéndose a Diosel Hijo eterno de Dios, que sin dejar de ser Dios se indistintamente tanto en singular («el Dios delhizo hombre por nosotros en el seno de María, amor y de la paz estará con vosotros») como nom-por obra del Espíritu Santo... y nos ha manifestado brando a las diferentes Personas que integran lael rostro de Dios”. Familia divina («La gracia de nuestro Señor Jesu- cristo, el amor de Dios y la comunión del EspírituEn Jesús, la Familia Dios se da a conocer plena- Santo esté siempre con vosotros»).mente y abre sus puertas porque “Él ha venidopara hacernos hijos de Dios, con el don del Espíri-tu Santo... para que vivamos en comunión deamor y de vida con Él y con el Padre en el Espíritu ACTUARSanto...”. En Jesús la Familia Dios nos abre sus “D ios se nos ha revelado en su Hijo como un Padre que nos ama. Ama a su Hijo unigé- nito Jesucristo y nos ama a nosotros, por cuya sal- vación no dudó en enviar al mundo a su Hijo que- rido, entregándolo a la muerte”, como hemos es- cuchado en el Evangelio. Recordemos la estrofa de la canción: “No hay nada más lindo que la familia unida, atados por los lazos del amor”. Hoy celebramos que no hay nada más lindo que la Santísima Trinidad, “que no sólo tiene amor sino que es Amor... un amor misericor- dioso que todo lo da y que se comunica a sí mis- mo”. Por eso hoy también celebramos que esta- mos invitados a formar parte de la familia Dios de un modo íntimo, pleno, a “sentir palpitar la misma sangre, sentir que es uno solo el corazón”, porque la Santísima Trinidad “es amor que se desborda: el Padre nos incluye en el amor con que ama a su Hijo Jesucristo en el Espíritu Santo. Y el Espíritu Santo es el Amor infinito que abraza eternamente al Padre y al Hijo, y a nosotros en el Hijo y el Pa- dre”. Acción Católica General Alfonso XI, 4 5º 28014 - Madrid www.accioncatolicageneral.es

×