Laboratorio Especializado en
Periodismo y Comunicación Multimedia
XXI-2010



MANUAL Y PENSADOR
DE PRÁCTICAS
PROFESIONALIZ...
Miguel Argentino Pérez Gaudio, El Periodismo Idea
                     Saber Pensar - Hacer pensar - Dejar Pensar


Se pro...
El por qué y los cómo
                                             Las Teorías, Conocimientos y Metodologías en las cienci...
Responsabilidad social educativa
El Colegio Universitario de Periodismo (CUP) como integrante del sistema nacional de la E...
El Periodismo que se viene
¿Reinventar el Periodismo o jerarquizar al Periodista?. Es una duda profunda.
Creemos firmement...
•    Los diarios y revistas se convertirán en certeza y belleza.
    •    La televisión no en la mirada para la gente sino...
Fundamentos

   La palabra “Manual”, tomada como recurso de instrucciones, resume lo esencial y práctico para recrear la
...
•   “Naturalmente, ningún proceso de cambio social es general e instantáneo”.
•   “Son el resultado de la voluntad de los ...
Esto nos lleva a interesarnos por buscar de abrir “la Caja Negra”, figura que alude a los públicos de las
comunicaciones, ...
Estrategia
Necesitamos crear y desarrollar una nueva cultura estratégica en el ejercicio del periodismo y legitimar el
con...
•     El bien tutelar de la atención de la Salud Pública estatal en Córdoba
    •     El bien tutelar de la prestación de ...
1.   Porque optamos por la especialización y profundización.
    2.   Porque se trata de abarcar toda la cobertura en la p...
mecanizados, ni como traficantes de intereses manipulatorios que se editan sin verificaciones ni acreditación de
autentici...
inmigrantes procedentes de Europa, por este motivo actualmente la inmensa mayoría de la población de la
    ciudad está co...
•    Los centros atienden los servicios propios de las siguientes áreas: espacios verdes, obras viales, redes
     sanitar...
identidades frente a la apertura. Con dos dimensiones: la identidad cultural refugio, que traduce el
despliegue identitari...
La vida cotidiana

          Cierta vez le preguntaron a Albert Einstein – uno de los científicos más encumbrados en la hi...
Los públicos especiales
                                            *Los jóvenes        * La clase media *Los desempleados...
precisamente, aceptar, repensar, negociar el mensaje recibido. Esa es la “realidad” de la comunicación (en
especial del pe...
públicos: Clase Media; Desempleados; Jubilados; Minusválidos. En definitiva todo se realiza desde el
             análisis...
Conexiones Concretas
                                                                                                LOS H...
e)   Murmullo popular.
                        f)   Colaboradores espontáneos no profesionales.
                        g)...
LAS PRODUCCIONES
El periodismo, para el desarrollo más racional de los principios generales que organizan y orientan el
co...
También pueden considerarse como crónicas, pero con la caracterización de pasivas por su post-producción
las que se realiz...
9. El entrevistador así como no confronta con el entrevistado durante su desarrollo, por razones
        profundamente éti...
Casos emblemáticos
Hospitales públicos: experiencias de médicos, enfermeras y hasta pacientes y sus vivencias de emergenci...
Manual y Pensador
Manual y Pensador
Manual y Pensador
Manual y Pensador
Manual y Pensador
Manual y Pensador
Manual y Pensador
Manual y Pensador
Manual y Pensador
Manual y Pensador
Manual y Pensador
Manual y Pensador
Manual y Pensador
Manual y Pensador
Manual y Pensador
Manual y Pensador
Manual y Pensador
Manual y Pensador
Manual y Pensador
Manual y Pensador
Manual y Pensador
Manual y Pensador
Manual y Pensador
Manual y Pensador
Manual y Pensador
Manual y Pensador
Manual y Pensador
Manual y Pensador
Manual y Pensador
Manual y Pensador
Manual y Pensador
Manual y Pensador
Manual y Pensador
Manual y Pensador
Manual y Pensador
Manual y Pensador
Manual y Pensador
Manual y Pensador
Manual y Pensador
Manual y Pensador
Manual y Pensador
Manual y Pensador
Manual y Pensador
Manual y Pensador
Manual y Pensador
Manual y Pensador
Manual y Pensador
Manual y Pensador
Manual y Pensador
Manual y Pensador
Manual y Pensador
Manual y Pensador
Manual y Pensador
Manual y Pensador
Manual y Pensador
Manual y Pensador
Manual y Pensador
Manual y Pensador
Manual y Pensador
Manual y Pensador
Manual y Pensador
Manual y Pensador
Manual y Pensador
Manual y Pensador
Próxima SlideShare
Cargando en…5
×

Manual y Pensador

2.357 visualizaciones

Publicado el

Publicado en: Educación
0 comentarios
0 recomendaciones
Estadísticas
Notas
  • Sé el primero en comentar

  • Sé el primero en recomendar esto

Sin descargas
Visualizaciones
Visualizaciones totales
2.357
En SlideShare
0
De insertados
0
Número de insertados
4
Acciones
Compartido
0
Descargas
21
Comentarios
0
Recomendaciones
0
Insertados 0
No insertados

No hay notas en la diapositiva.

Manual y Pensador

  1. 1. Laboratorio Especializado en Periodismo y Comunicación Multimedia XXI-2010 MANUAL Y PENSADOR DE PRÁCTICAS PROFESIONALIZANTES Miguel A. Pérez Gaudio C U P Colegio Universitario de Periodismo PERIODISMO IDEA (Lápiz) Córdoba – Argentina www.cup.edu.ar 2010
  2. 2. Miguel Argentino Pérez Gaudio, El Periodismo Idea Saber Pensar - Hacer pensar - Dejar Pensar Se prohíbe su reproducción total o parcial por cualquier medio sin autorización del autor Queda hecho el depósito que marca la ley 11.723 SBN 950-19565 miguelperezgaudio@cup.edu.ar
  3. 3. El por qué y los cómo Las Teorías, Conocimientos y Metodologías en las ciencias sociales que no se representan con ejemplo, corren el riesgo de la inutilidad y el desprestigio, debilitando el don de conducir. Este Manual Interactivo asume esa responsabilidad y el desafío desde la cosmovisión del “Periodismo Idea”, como un compromiso de los docentes de la Enseñanza Superior que aceptan ejercer como tal y deben formar alumnos y discípulos. Sun Tzu ya lo escribió hace siglos: “la estrategia sin táctica es el camino más lento a la victoria. La táctica sin estrategia es el ruido que precede a la derrota”. Nadie cambia desde el vacío, ni desde las improvisaciones, ni desde el aislamiento. A la comunicación social, le caben las tres advertencias y, para evitarlo, estrategia y tácticamente dispone de dos formidables herramientas: el análisis crítico (humildad metódica) y el trabajo en equipo (inteligencia solidaria). El propósito de los contenidos de este Manual, es promover la interactividad profesional y con la ciudadanía. Pág Pág Secuencias:  Las producciones de Periodismo Deportivo  El periodismo que se viene 5 52  Ciudadanía y poder 6  Laboratorio especializado en Periodismo y  Fundamentos 7 Comunicación Multimedia/ XXI-2010  Estrategia 11 53  Autonomía y profundización temática 12  Prácticas profesionalizantes 54  Delimitación de campo 13 Los soportes metodológicos  La Vida cotidiana 17  Pensador Analítico  Los Públicos especiales 19 56 (Los jóvenes, la clase media, los desempleados, los jubilados y los minusválidos)  El Pensador de producciones 61  Comunicación, semiosis y poder 21  Conexiones concretas 22  Las Tablas del periodismo  Las representaciones periodísticas 29 65 Ejemplos  Reconocimiento de otras teorías para el análisis  Los procesos de producción 37 comparado  Emergencias sociales 38 69  Las urgencias en la salud 40  Guía de Enlaces  Seguridad e inseguridad ciudadana 42 72  Emergencia energética 44  Nuestro Perfil Profesional  Las calles y las rutas de la Ciudad 48 73  Resumen del Periodismo Idea 75  Servicios de atención al ciudadano y a los  Glosario clientes 49  Otras modalidades operativas aplicando 77 metodologías 51
  4. 4. Responsabilidad social educativa El Colegio Universitario de Periodismo (CUP) como integrante del sistema nacional de la Enseñanza Superior, formula este aporte acreditando propuestas de investigaciones, formación, desarrollo y extensión social.
  5. 5. El Periodismo que se viene ¿Reinventar el Periodismo o jerarquizar al Periodista?. Es una duda profunda. Creemos firmemente que al periodismo no hay que reinventarlo, porque su naturaleza –aunque flexible- es inmodificable. A lo largo de toda su historia nadie desconoce cual es su misión, prestigiada y preservada filosóficamente como una de las más esenciales creaciones interactivas del ingenio humano, para instalar –al alcance de todos- el verbo de las informaciones en y para la vida de los hombres: lo que la circulación de la sangre es a la vitalidad del cuerpo humano, las informaciones por los medios de comunicación, son a los registros de la vida del mundo. Con las informaciones que desde el periodismo surcan todos los espacios de la humanidad, el hombre se oxigena y alimenta intelectual, moral y espiritualmente como sujeto social. El problema, el dilema o las percepciones sobre la verdad del hombre y sobre la verdad del mundo no están en el periodismo en sí mismo, ya que éste es un sistema epistemológico, contenedor y movilizador para el reflejo de los hechos y la cultura de los pueblos a través de la comunicación. La representación e interpretación de los hechos y de las culturas, está en manos de los hombres y mujeres que optaron vocacionalmente y se forman profesionalmente como periodistas. Ellos son quienes tienen la responsabilidad de la percepción de los acontecimientos y tendencias de la sociedad –desde los hechos y desde los protagonistas- para convertirlos en informaciones, y éstas en comunicación, construyendo el relato de lo que pasa por el mundo y la interacción de los hombres entre sí. De tal manera que cuando hablamos de la crisis del periodismo o las crisis de Los Medios, nos estamos engañando –si así lo culpabilizamos- con una tramposa caracterización efectista y dialéctica. Si hay crisis (decadencia y contracción de la calidad del servicio que el periodismo ofrece a la sociedad; precarización e inestabilidad laboral-profesional; dispersión de los públicos cautivos y disminución traumática de los soportes económicos financieros), se originan en las políticas y en las actitudes de los empresarios y de los profesionales. En consecuencia, lo que hay que revisar, son las causas profundas y, encontradas las razones sinceras y convincentes (por ahora no nos ocupamos de los empresarios de los Medios), lo que hay que transformar o refundar como tendencia y jerarquizar como profesión es la del Periodista. “Ello remite sorprendentemente al status del periodista, ya que en ultima instancia, lo que fundamenta la legitimidad del periodismo en la comunicación, es la confianza que se le otorga. El periodista debe trasformarse y ser un dependiente de la formación permanente por su carácter de gran experto en las relaciones humanas a través de la comunicación. Un experto para ilustrar la necesidad y los límites de querer establecer un vínculo entre los desafíos simbólicos de los hechos y de los lenguajes de las realidades de nuestro tiempo. ¿Y qué es un Experto?: como lo es en ciencia, la medicina, el derecho, la economía…, es alguien que tiene la confianza de dos o varios universos cognitivos, profesionales, para poder tener un punto de vista neutral, racional, en el arbitraje de las informaciones. Y esto no lo resuelve la autodidáctica de la práctica sola. Pertenece a las ciencias sociales, y se aprende en la academia de las instituciones formadoras.” (Dominique Wolton - “Salvemos la Comunicación”) Las Empresas de Los Medios y los Periodistas. Las transformaciones necesarias para interceptar y superar las crisis se asientan en tres patas condicionantes unas de otras: Los Medios, la Profesión y la Academia (instituciones investigadoras y formadoras). Lamentablemente, ni se buscan ni se encuentran. “Los Medios y los Profesionales tratan de hacer cambios en el sistema, pero no cambian la forma en que ellos hacen comunicación social, y lo que se les pide es que hagan cosas de manera ética, deontológica y metodológica. Un proyecto de comunicación, es un proceso continuo en constante evolución. Y los empresarios de Los Medios, como los Periodistas del periodismo, son muy apegados a sus vicios y les gusta pensar que son muy amplios de criterio y abiertos de mente y espíritu; y no es así. No se animan a derribar la barrera mental al cambio.” (Michael Smith) El Reemplazo será inexorable.
  6. 6. • Los diarios y revistas se convertirán en certeza y belleza. • La televisión no en la mirada para la gente sino en los ojos de la gente. • La radio en la sonorización de las conversaciones que comunicarán a los hombres entre si. • Internet en el humanismo on line. • Los celulares y las nuevas tecnologías de interacción en las veloces fuentes audibles y visuales para compartir angustias, alegrías y esperanzas. • La comunicación periodística, volverá a ser el relato de la verdad del hombre y de la verdad del mundo; valiente para denunciar las injusticias; intérprete fiel de la realidad; contenido en las valoraciones delicadas; promotor de las transformaciones hacia un mundo mejor. Miguel A. Pérez Gaudio Rector del CUP Ciudadanía y Poder • Las informaciones para tomar decisiones El Proyecto CUP está en la dimensión de nuestra Misión Institucional: “Educar integralmente para el bien común de la sociedad”, construyendo efectivamente desde la comunicación CIUDADANIA. Es mucha la bibliografía sobre el sentido que ello tendría, pero es muy oportuno parafrasear a uno de los teóricos contemporáneos –Manuel Castells, autor español del tratado “Comunicación y Poder” (2009) quien afirma en su obra: “Los poderosos han espiado a sus súbditos desde el principio de los tiempos, pero ahora los súbditos pueden vigilar a los poderosos, al menos en mayor medida que en el pasado. Todos nos hemos convertido en periodistas en potencia que, equipados con un teléfono móvil, podemos comunicarnos y comunicar en cualquier momento y desde cualquier lugar (PÁG. 532). PARTICIPACION E INTEGRACION: 1. Si la ciudadanía no encuentra las soluciones que necesita en los gobiernos, partidos políticos y organizaciones formales que prometen representarla, deben valerse complementariamente de la comunicación para su resonancia y posicionamiento público, en medios recreados y responsables. Ello significaría: • Hacerse efectivamente presente en la vida de la sociedad • Concientizar y elaborar ciudadanía en el marco de la participación e integración solidaria • Construir de hecho una alianza estratégica y funcional, permitiendo a la sociedad hacerse escuchar, escuchar a los demás y a través de la comunicación periodística en profundidad y sostenida, interpelar y condicionar al poder, tanto para legitimarlo como para cuestionarlo. 2. La fuerza de la participación-integración ciudadana, está en la desinhibición y en los recursos que se le ofrezcan, para comunicar sus percepciones, expectativas e ideas a través de las redes de difusión para los flujos de informaciones que se generan, formateados y difundidos adecuada y atractivamente. 3. La consolidación de la integración ciudadana, tendría fuerza y poder solo si se hace comunicación y opinión pública instalada, con sentido y objetivo; verdadera y responsable; activa y creativa. 4. Los medios tradicionales están en crisis y fragmentados en las ambigüedades del servicio que deben prestar (brújula del bien común) y siguen perdiendo confiabilidad y eficacia. 5. Como sucede con las ciencias, cuando se desarrollan desde las instituciones investigadoras y académicas, surgen posibilidades para el desarrollo de sus creaciones. Vale remitirse a los logros de la medicina, cuyo equivalente puntual de “ciudadanía” son los demandantes de la salud pública, un ejemplo formidable para la comunicación social, la que además de facilitar la recepción masiva, habilita el mecanismo del “feedback” o retornos. Así, la ciudadanía será reinstalada como vigilante y decisora de la cosa pública.
  7. 7. Fundamentos  La palabra “Manual”, tomada como recurso de instrucciones, resume lo esencial y práctico para recrear la aplicación concreta del “Periodismo Idea, orientando funciones del periodismo a través del proyecto del Centro Multimedia CUP.  Este proyecto trata sobre la extensión académica de la formación profesional, habiendo delimitado el ámbito de protagonismo a los escenarios de la sociedad de la ciudad de Córdoba en que se desarrollarán las experiencias de quienes preponderantemente y como testigos del acontecer, tendrán que caminarla, interceptarla y comunicarla haciendo cierta y original abordaje de lo local.  Se trata de una articulación de emisores y receptores a través de los mensajes y contenidos que se elaboren, ocupando el espacio público de la comunidad (ciudadanía) y el Estado en un sentido amplio: “Un espacio simbólico- como define Dominique Wolton- en el que se expresan e intercambian las opiniones de los individuos y de los grupos y en el que los Medios tienen un papel fundamental”.  Hipótesis: Hay que reivindicar a los públicos, ya que la dispersión en ellos de los focos atencionales respecto a los Medios lo es, no sólo a causa de la densidad abrumadora de informaciones en la tendencia de un sistema incontroladamente generalista y fragmentado, sino a la pérdida de sentido, claridad y precisión de los contenidos con acreditadas razones que preserven las necesidades e identidades de las comunidades locales vivas, evidentes y comprobadas.  Objetivo: Redefinir las realidades, problemáticas y expectativas de las ciudadanías locales en nuestro tiempo, desde comportamientos profesionales insustituibles en su condición de informadores, orientadores, educadores y promotores de las movilizaciones del pensamiento y de la promoción de ideas superadoras de las encrucijadas sociales. En consecuencia se trata de un emprendimiento periodístico y social en función del bien común.  Teorías convergentes: EL NUEVO ESPACIO PÚBLICO El “Periodismo Idea” ha desarrollado desde hace muchos años sus teorías y metodologías, pero he aquí que leyendo el tratado “Comunicación y Poder” escrito recientemente por Manuel Castells, coincidimos y valoramos su cosmovisión. COMUNICACIÓN Y PODER - Manuel Castells • “El cambio, ya sea evolutivo o revolucionario, es la esencia de la vida. Por ello, para un ser humano el estado estacionario equivale a la muerte. Lo mismo ocurre en la sociedad. El cambio social es multidimensional pero, en última instancia, es contingente al cambio de mentalidad, tanto en los individuos como en los colectivos. La forma en que pensamos y sentimos determina la forma en que actuamos. Y los cambios en la conducta individual y la acción colectiva sin duda influyen y modifican de forma gradual las normas e instituciones que estructuran las prácticas sociales”. • “El cambio cultural es un cambio de valores de creencias procesado en la mente humana a una escala lo suficientemente grande como para afectar a la sociedad en conjunto”.
  8. 8. • “Naturalmente, ningún proceso de cambio social es general e instantáneo”. • “Son el resultado de la voluntad de los actores sociales, guiados por sus capacidades cognitivas y emocionales en sus interacciones recíprocas y con el entorno. No todos los individuos se implican en el proceso de cambio social, pero a lo largo de la historia siempre hay individuos que lo hacen, y que se convierten de este modo en actores sociales”. • “Pero sólo cuando surgen proyectos puede darse una transformación estructural. Es decir, nadie puede predecir el resultado de los movimientos sociales o de las políticas insurgentes. Por lo tanto, hasta cierto punto, sólo sabemos si las acciones colectivas fueron realmente sujetos del cambio social por sus repercusiones”. • “Todos estos procesos de cambio social, en valores y en política, han encontrado una importante palanca en los medios que ofrecen las redes de autocomunicación de masas. A través de estas redes puede llegarse a la gente, y los medios mayoritarios, que no han podido ignorar el hervidero de canales de comunicación que les rodean, se verán obligados a ampliar el espectro de mensajes. Por supuesto, como he reiterado hasta la saciedad en este libro, la tecnología por sí misma no produce el cambio cultural y político, aunque siempre tiene un efecto poderoso de naturaleza indeterminada”. • “Si el poder se ejerce mediante la programación e interconexión de redes, el contrapoder o intento deliberado de cambiar las relaciones de poder se lleva a cabo reprogramando las redes en torno a intereses y valores alternativos y/o interrumpiendo las conexiones dominantes e interconectando redes de resistencia y cambio social”. • “Está en mano de la comunidad científica poner a prueba estas hipótesis en movimientos sociales y comunidades de práctica política en otros contextos. Lo que es relevante desde el punto de vista teórico es que los actores del cambio social pueden ejercer una influencia decisiva mediante el uso de los mecanismos de construcción de poder que corresponden a las formas y procesos del poder en la sociedad red”. • “Participando en la producción cultural de los medios de comunicación de masas y desarrollando redes independientes de comunicación horizontal, los ciudadanos de la Era de la Información son capaces de inventar nuevos programas para sus vidas con los materiales de sufrimientos, miedos, sueños y esperanzas. Construyen sus proyectos compartiendo su experiencia. Subvierten las prácticas de la comunicación tradicional ocupando el medio y creando el mensaje”. • Practique el pensamiento crítico cada día para ejercitar la mente en un mundo contaminado culturalmente, de la misma forma que ejercita su cuerpo para limpiarlo del veneno de nuestro entorno químico. Desconecte y reconecte. Desconecte lo que no entienda y reconecte lo que tenga sentido para usted”. A ello sumamos tres definiciones para enmarcar nuestro Proyecto: LA SOCIEDAD RECEPTORA DE LA COMUNICACIÓN SOCIAL Su caracterización la reconoce como grande, heterogénea y anónima. Sus emergentes configurativos, son inevitablemente ciertos cuando más localización de la segmentación de la sociedad pueda realizarse. No se puede hablar de la sociedad como algo uniforme, excepto en su relación con la comunicación-periodismo por el proceso que la conecta y que comienza con las capacidades de percepción a través de los sentidos; a través del razonamiento y las experiencias periódicas, accidentales o estructurales. Seguramente es la razón por la cual es necesario para conocerla, profundizar la manera de hacerlo y los logros, pero que de ninguna manera se agota en las técnicas sociológicas o marquetineras. Son mucho más profundas las constelaciones que la puedan identificar. A efectos de su comprensión, no basta con las evidencias de los humores colectivos, en cualquiera de las instancias que constituyen la cultura coyuntural de las sociedades, ya que allí gravitan las situaciones generalizadas. La sociedad no está debidamente sintonizada desde los Medios. Esto significa, que no la conocemos vitalmente. LOS PUBLICOS Resulta clave para este ensayo aludir a los públicos, en cuanto “piso cultural” de los destinatarios y participes de la vida del periodismo. Una de las claves fundamentales de la realidad en nuestros espacios pertinentes es posicionar a los receptores en el ojo de la tormenta de las comunicaciones. De ellos depende la supervivencia de Los Medios y de los Profesionales. La problemática es reenfocar las expectativas de los receptores.
  9. 9. Esto nos lleva a interesarnos por buscar de abrir “la Caja Negra”, figura que alude a los públicos de las comunicaciones, con énfasis en el periodismo. Tenemos la impresión de que empresarios, investigadores, académicos y profesionales involucrados, no hemos advertido suficientemente que la sociedad destinataria de las comunicaciones se ha fragmentado generacional y cualitativamente, se ha transformado profundamente, y que fue aumentando la franja cualitativa de los receptores que emigran desde la pasividad con mayor razón por el acceso a Internet y a las nuevas tecnologías. Estos son ahora multiprotagonistas y, al mismo tiempo, se rebelan contra las comunicaciones de los medios tradicionales, particularmente en los estratos adolescentes y jóvenes, tanto ricos como pobres en las clasificaciones sociales. ¿CÓMO PUEDE TRADUCIRSE EL INTERES SOCIAL? En periodismo, somos más sensibles y dialécticos (arte de discutir o argumentar) a la valoración de la verdad, libertad e ideologismos, sin centrarnos en lo práctico y en lo concreto del interés social de la sociedad y con ello de las audiencias de los medios. No hay una definición multidisciplinaria de “interés social” y mucho menos una teoría epistemológica, lo que pretende darlo por entendido es el concepto de bien común. En definitiva y en nuestro tiempo, una ambigüedad cada vez más compleja. Como toda teoría que se pretenda como tal, tiene que ser simple, entendible y compartida lo más horizontalmente a nivel de la sociedad y mi propuesta puede resumirse en una definición que sea normativa y legítima para dar respuesta a esta premisa: derechos humanos y consecuente vida de calidad (calidad: conjunto de propiedades inherentes a una persona que permiten valorarla en su excelsa dignidad común a todos los hombres). Los ejes de la calidad de vida y vida de calidad, se sustentan en el primer lugar en la naturaleza del hombre: su biología (característica de los seres vivos en condiciones vitales de buena salud). Para ello necesita de alimentos líquidos y sólidos; actividades compatibles a su crecimiento; ambientes físicos y psicológicos de bienestar superviviente; libertad, educación y cultura, incluyendo descanso y recreación. Si todo esto se proyecta como matriz a la vida de la comunidad para custodiarlos como derechos que se deben preservar y promover, lo que debe hacer el periodismo es localizar las problemáticas pertinentes, los polos y peritos, y así revelar o vigilar las estructuras que lo facilitan en la organización social. Con ellos se aseguran no solo la contemplación y calidad de los derechos humanos, sino la condición que los posibilita: el de ciudadano en la organización política de una comunidad, entendiendo como tal a todas las personas que la constituyen como iguales, en equidad de participación e integración al macro sistema social y comunicacional. Esta premisa del periodismo, cambiaría las reglas de la praxis actualmente dominante, que consiste en ocuparse más prioritariamente del ranking de posiciones de calamidades para la ideología del denuncialismo o el sensacionalismo, antes que el cuidado y la exaltación de la normalidad, del interés social, sin excluir todo lo que se le oponga o reclame como objeto de publicación. Y aquí cabe remitirnos a un gran filósofo del siglo XX, Romano Guardini: “si los medios de comunicación se hacen cada vez más rápidos y perfectos, ¿se gana realmente tiempo de esta manera? Esto sería verdad si el hombre encontrara más ratos de ocio y se volviera más tranquilo. ¿Es esto lo que ocurre? ¿No parece que, por lo contrario, está cada vez más hostigado? El ahorro de tiempo conseguido gracias a los medios de comunicación acelerados, ¿no produce en realidad el efecto de que el hombre amontona cada vez más cosas en el tiempo de que dispone? Y cuando el hombre consigue verdaderamente tiempo libre, ¿qué hace con él? ¿Se separa de la multitud? ¿O se lanza a placeres cada vez más acumulados, practica deportes absurdos, lee, oye y ve aparatos sin sentido, de tal manera que esa tensión que lo vacía prosigue en otra forma, y la teoría de una vida más rica revela ser un autoengaño?”.
  10. 10. Estrategia Necesitamos crear y desarrollar una nueva cultura estratégica en el ejercicio del periodismo y legitimar el contrato social que nos acredite ante los ciudadanos – receptores de la comunicación. Esto significaría: 1. El contacto directo con la realidad, caminando en la calle y la ciudad como testigos e intérpretes localizados de la vida de los pueblos confiada a las percepciones y mediaciones del periodismo, aceptando la delimitación de lo local, como escenario. 2. Especializar los formatos, lenguajes y géneros con temáticas comprobables por medio de nuestro protagonismo, abriéndonos e instalando el concepto más pleno de ciudadanía y de lo público, para la calidad de vida. 3. Conocer y hablar los temas que interesan a la gente, permitiendo que la gente, sus voceros y especialistas expertos de nuestra Córdoba, tengan en nosotros el mejor y más profesional medio de comunicación. 4. Ajustarnos –cuando las emisiones- a una sola temática, pero explorada en todas sus dimensiones y desarrolladas en el transcurso del día. Hay que tener confianza en el cambio y la ruptura que se propone, y dejarla que se instale como cultura en el tiempo. Metodologías: Nuestros marcos teóricos y metodológicos las proveen para la selección de los asuntos y para sus producciones, confiando en nuevas modalidades de discursos estéticos, claros, agradables y empatizadores. La idea ampliada: • Se debe seleccionar para el abordaje la problemática significativa y fundamentada como una decisión tomada en trabajo de equipo coordinado por las Cátedras. • Se elabora la planificación de la Producción, siguiendo ordenadamente sus pasos. • Cada equipo en conexión con las Cátedras involucradas, tendrá una semana para investigar y diseñar la jornada de Post- Producción, que se ajustarán en la primera hora del día de emisión. • El día de emisión todos en sus puestos y puesta en el aire y en Internet. Sugerencias de repertorio temático:
  11. 11. • El bien tutelar de la atención de la Salud Pública estatal en Córdoba • El bien tutelar de la prestación de los servicios de Salud de gestión Privada en Córdoba • Y todos estos otros ejes: o Obras sociales o Costo de la vida y economía doméstica o El agua potable o La limpieza de la ciudad o Transporte público o Seguridad frente a la delincuencia o Seguridad social previsional o Preservación de los derechos humanos de los niños (versus explotación infantil; abandono, etc.) o Idem para con los centros de atención a la ancianidad o Ecología y medio ambiente o Ejercicio de la vida política o Ejercicio de la vida sindical o Ordenamiento del tránsito o Alumbrado público o Denuncias y recurrencias a los servicios de emergencias (policía; EPEC; Defensa Civil; ambulancias públicas y/o desapariciones de personas, etc.). o La problemática de los inquilinos o La lucha contra toda forma de corrupción pública o La atención de la ciudadanía en las instituciones públicas y privadas o Las ONG de asistencias esenciales: lucha contra el alcoholismo; la diabetes; la obesidad, etc. o Estado de los desagües pluviales o Estado de las cloacas o La vida religiosa o Etc. Nota: Hay que tener en cuenta que una vez instalado el servicio del Centro Multimedia CUP, de producirse en la ciudad una emergencia excepcional y sorpresiva, habrá que preveer su atención periodística. • En el transcurso de las emisiones del servicio (en la jornada del día semanal por el que nos decidiremos) y a efectos de evitar el aislamiento del resto de la provincia, del país y del mundo, en caso de noticias muy significativas, debemos crear la manera de no aparecer como ignorándolas. Esto no conllevará abordaje en campo, sino solo la información más objetiva de los hechos de los que se toma conocimiento y ni siquiera talvez su interpretación. De todo ello se ocuparán los grandes medios (¿?). Autonomía y Profundización temática • Habiendo fundamentado las reinstalación de un servicio básico del periodismo como es el de ocuparse de los acontecimientos y problemáticas locales en cada comunidad a la que sirven prioritariamente, con el valor agregado en nuestro Proyecto de recrear al Periodista como testigo de los hechos, ahora nos ocuparemos de explicar por qué, en un intento de ruptura cultural con los vicios de un sistema vertiginoso, superficial y fragmentado, dedicarnos a la especialización y profundización de un solo tema, problemática o emergencia. Hemos optado por la calidad imprescindible de los contenidos, y en oposición a las simplificaciones sin claridad ni profundidad, y sin los tiempos suficientes y razonables. • Experimentaremos con dos factores que suelen relegarse por abordajes que solo se ocupan de titulares o enunciados dispersos y contradictorios, de los cuales muchos no tienen relación directa con el interés social de la comunidad a la que se brinda el servicio; lo cual, no significa aislarnos del mundo. El segundo aspecto, también instalado y viciado por una concepción de confundir información con producto, el producto como mercancía, la mercancía como flujo mercantil, etc., tiene que ver con los espacios y los tiempos que se dedican a las informaciones en general y en especial, cuando son significativas, presa de un reduccionismo que desvirtúa las posibilidades de la información-mensaje, cuanto del valor de las mismas como alimento intelectual, moral y espiritual para la vida de las personas y los estándares culturales de la sociedad. El por qué de un solo tema por jornada de emisión:
  12. 12. 1. Porque optamos por la especialización y profundización. 2. Porque se trata de abarcar toda la cobertura en la proyección de un tema, al promover la mayor participación de sectores involucrados. No solo apuntalamos al enriquecimiento del tratamiento, sino al equilibrio objetivo- ideológico de la participación e integración ciudadana ya fundamentada en este tratado. 3. Porque recalificamos y jerarquizamos el sentido del concepto PRODUCCIÓN lo que supone: conocimiento de las tendencias y asuntos de interés social; interiorización acerca de las mismas; análisis crítico para su selección y criterios de abordaje; sentido y objetivo; previsión de polos, peritos, recursos y factibilidades y, por último disponer de los tiempos necesarios para la recurrencia a las fuentes, a los protagonistas y hacia la obtención de conocimientos y pruebas en el campo de los hechos. Y finalmente, para gestionar la asistencia de los especialistas y formular las interpretaciones y conclusiones. Delimitación de Campo • La ciudad de Córdoba • La familia humana, necesita cada vez más de la comunicación hacia el afianzamiento de la interrelación del hombre universal. Quienes hacen posible la verdad del hombre, de todo el hombre y de todos los hombres, son los protagonistas de conocerlos en su excelsa dignidad desde todas sus realidades de vida, para convertirlas en comunicación –puesta en común- a través de las informaciones, percepciones e interpretaciones de carácter objetivo, subjetivo e intersubjetivo, con responsabilidad profesional. Por esta determinante función, sus profesiones – Periodista y Comunicador Social- se las deben reconocer como el principal derecho-deber y servicio universal. Para que ello sea posible, la profesionalización se expresa a partir de la primera y mayor exigencia: caminar la vida de los hombres junto a ellos; mirándolos; escuchándolos; comprobándolos, para convertir todas esas vivencias en comunicación social auténtica y de primera mano. Es lo que condiciona la confiabilidad universal de lo que se comunica, porque se es testigo de los hechos y generador de percepciones, lo que no puede hacerse desde los escritorios de las redacciones, ni como reproductores
  13. 13. mecanizados, ni como traficantes de intereses manipulatorios que se editan sin verificaciones ni acreditación de autenticidades. De allí el compromiso de que toda comunicación de los acontecimientos, tendencias y evidencias sociales, demandan protagonismo eminentemente local. Y al igual que los otros, harán de manera semejante desde otras partes del mundo, convirtiendo lo local en universal, y lo universal en global por todos los medios y tecnologías. De lo contrario, es manipulación de la buena fe de los receptores y pretextos para abandonar la misión del periodista como observador en campo de lo que pasa por el mundo. Esto que estamos esbozando, es el primer paso para posicionar la comunicación social como ciencia y desde su epistemología, intentar explicar cómo el hombre vive y comprende la realidad. Pero dicha realidad hay que comprobarla. Es lo que se denomina en ciencia trabajo de campo en el cual, el investigador – periodista/comunicador social- se implica personalmente en una perspectiva metódica y metodológica que se inicia con la estrategia de observación y percepción directa, sin intermediarios innecesarios y dudosos. La visión estratégica recomienda en consecuencia delimitar el campo, para hacer factible la presencia del periodista como actor testimonial de los hechos, como cronista para el relato de los mismos, como intérprete emocional e intelectual y como el profesional articulador de las relaciones dialógicas de las entrevistas. Para que este Proyecto del Centro Multimedia CUP reivindique la misión del periodismo y funde creativamente un estilo y un modelo, haremos toda nuestra experiencia en un escenario delimitado como campo y localidad concreta. LA CIUDAD DE CÓRDOBA* • Córdoba, es la capital de la provincia homónima y ciudad más poblada de la Argentina después de Buenos Aires. En consecuencia es un importante centro cultural, económico, financiero y de entretenimiento. Córdoba es referida también como La Docta y La ciudad de las campanas. • Está situada en la región central del país, a ambas orillas del río Suquía. Es el único municipio del departamento Capital. Administrativamente está dividida en once Centros de Participación Comunal que la descentralizan. El censo provincial de 2008 estableció una población de 1.309.536 habitantes. Al año 2010 su población se estima en 1.500.000 habitantes. • Tiene forma de un cuadrado de 24 Km. de lado, totalizando un área de 576 Km. • Es la segunda metrópoli más poblada desde el comienzo de las radicaciones industriales. • Una buena parte del sistema de transporte masivo (que durante el día son más de 700 unidades) funciona las 24 horas, así como las guardias de los hospitales • Córdoba es una importante factoría cultural, receptora de estudiantes universitarios de todo el país y del mundo. Es considerada una de las más importantes del continente. Cuenta con más de ciento cincuenta mil alumnos. • Su perfil urbano es de edificios de altura media (11 a 18 pisos). En barrio Nueva Córdoba la altura de los mismos es mayor. • En 2006, de un total de 49.281 empresas, 21.423 (43%) pertenecían al sector comercial, 20.449 (41%) al sector servicios y 6.984 (14%) al sector industrial. El sector primario, siendo mínimo en comparación al resto de la provincia, tiene su lugar en el cinturón verde, en las afueras del área urbanizada • Entre los principales déficits de Córdoba se encuentran la inclusión social (vía educación) de los habitantes de los barrios pobres y villas miseria. En el aspecto urbano uno de los principales problemas es el sistema cloacal, que se encuentra sobrepasado y llega solamente al 50,3% de la población, el valor más bajo entre las principales ciudades del país. CLIMA • Pese a su latitud, el clima de la ciudad de Córdoba, como el de la mayor parte de la provincia, es templado moderado con las cuatro estaciones bien definidas. En términos generales el clima es mediterráneo con inviernos no muy rigurosos y veranos de días calurosos. DEMOGRAFIA • Como ya dijimos, Córdoba es la ciudad más poblada del país después de Buenos Aires. • La población cordobesa es un ejemplo típico de la composición demográfica de la región central del país: tras el periodo colonial y tras la segunda mitad de siglo XIX dejó de estar compuesta casi exclusivamente por criollos con orígenes españoles e indígenas para pasar a estar predominantemente poblada por
  14. 14. inmigrantes procedentes de Europa, por este motivo actualmente la inmensa mayoría de la población de la ciudad está compuesta por argentinos descendientes de italianos y españoles. • Paulatinamente han ido sobresaliendo las colectividades judía y árabe y, contemporáneamente, ya integradas al pueblo, las bolivianas, paraguayas y en menor medida algunas asiáticas. SALUD • Respecto a los centros de salud, los públicos pueden ser nacionales como el Hospital Nacional de Clínicas, provinciales como la Maternidad Provincial, municipales como el Hospital de Urgencias o de origen privado. • El 52,2% de la población cuenta con Obra Social, Plan de Salud Privado o Mutual. ARQUITECTURA Córdoba tiene un área céntrica muy poblada en edificios (más de cien calificados como "altos" 90 ), a diferencia de los barrios alejados en los cuales ocasionalmente se construye por encima de los tres pisos • Córdoba, preserva numerosos monumentos históricos de la época colonial, especialmente relacionados con la Iglesia Católica. • La ciudad es sede de numerosas iglesias de diferentes credos y religiones, como Iglesias Católicas, Sinagogas y Mezquitas, y una gran cantidad de iglesias evangélicas. CPC Y BARRIOS Desde 1994, la ciudad tiene once Centros de Participación Comunal (CPC), que descentralizan la administración y operatividad municipal, y permiten gestionar trámites sin tener que desplazarse hasta las oficinas de cada repartición.
  15. 15. • Los centros atienden los servicios propios de las siguientes áreas: espacios verdes, obras viales, redes sanitarias y gas, inspección de servicios de transporte público y tránsito, registro civil, asuntos vecinales, servicios y limpieza, control de obras privadas y uso del suelo, recursos tributarios, catastro, medicina preventiva, control alimentario y ambiental, centro cultural, deportes y recreación, desarrollo humano, justicia administrativa de faltas • Córdoba se encuentra subdividida en más de 400 barrios, algunos extensos como Alto Alberdi, pero la mayoría de pocas manzanas. Los más conocidos son: Alta Córdoba, Alberdi, Alto Alberdi, San Martín, Argüello, Centro, Cerro de las Rosas, Cofico, General Paz, Güemes, Jardín, Nueva Córdoba, San Vicente y Urca. Los countries, también conocidos como barrios cerrados o privados, se localizan principalmente en la zona noroeste CRIMINALIDAD • Los hechos de violencia y crímenes descendieron en comparación a 2004, pero vienen en lento y sostenido aumento desde 2005 (donde hubo un considerable descenso inter anual en relación al año anterior). • Lo que se conoce como sensación de inseguridad (ansiedad causada por el temor a ser víctima de un crimen), tuvo un considerable aumento, pese a las estimaciones que reflejan un descenso en la cantidad de crímenes. Se atribuye como principal responsable en el aumento de este temor el que no exista un sistema centralizado que refleje las estadísticas criminales. Los datos que se tienen son siempre de distintas fuentes. • Según datos de marzo de 2009, se atendieron en el Hospital de Urgencias (donde confluyen la mayoría de las víctimas de este tipo de hechos), 125 lesionados por arma blanca, 131 por arma de fuego y 731 víctimas de violencia callejera, totalizando 987 casos, apenas encima en relación a igual período del año pasado. Asimismo dicho hospital recibió más defunciones debido a suicidios que por arma de fuego Es una verdadera metrópolis latinoamericana, una de las más dinámicas y pobladas urbes de • la Argentina y de otras numerosas ciudades del mundo. *Fuente: WIKIPEDIA, Córdoba (Argentina) La identidad cultural de las ciudades y los pueblos Para entender el tema de la identidad de los pueblos sujetas al servicio que le ofrece la misión del periodismo, es enriquecedor enmarcarlo en teorías de pensadores que seleccionamos para compararlas con las nuestras. Por su profundidad nos remitimos a Dominique Wolton –citado otras veces en este Proyecto- por su trayectoria como uno de los principales referentes intelectuales del mundo contemporáneo en teorías de la información y la comunicación. Es el investigador principal de CNRS (Centre National de las Reserche Scientífique con sede en Francia). El afirma que la primera mundialización fue política (la ONU y la construcción del marco de la comunicación internacional). La segunda, económica (vinculada a la liberalización desde la década de 1980). La tercera, cultural. Se refiere a la importancia creciente de los retos de la comunicación. “La convivencia cultural es el medio para administrar pacíficamente la tercera mundialización, es decir, el surgimiento del triángulo infernal determinado por: identidad – cultura – comunicación”. Sin embargo, y asociando identidad y tecnología nos advierte: “Reducir la comunicación al desarrollo técnico o negar su importancia humana y democrática es lo mismo. Lo principal de la ideología técnica es hacer de la comunicación una simple técnica. Cuanto más gruesos sean los cables, más central será la cuestión de los contenidos. Por ejemplo: no es que haya comunicación porque hoy las posibilidades técnicas permitan los chats y los blogs, para la expresión y la interacción. En realidad, cuanto más facilidad técnica hay, más necesita iniciar una reflexión específica sobre el status de la recepción. Con el postulado de una usuario libre, racional, móvil adaptado al mundo contemporáneo y que ve su ordenador como una prolongación de si mismo. Esto nos remite en realidad, a la falta de reflexión teórica sobre la información y la comunicación en nuestra sociedad”. “La mundialización de la comunicación fortalece el vínculo entre cultura y comunicación y ha hecho de éste un desafío político de la convivencia cultural. También refuerza el papel de la identidad cultural colectiva, como medio de preservar las
  16. 16. identidades frente a la apertura. Con dos dimensiones: la identidad cultural refugio, que traduce el despliegue identitario de una apertura amenazante, la tentavia de oponerse a un mundo que no deja lugar. Se forman ahí las revoluciones posibles hacia el populismo o el nacionalismo. La identidad cultural relacional traduce, por el contrario, la capacidad de manejar simultáneamente la identidad y el vínculo con la comunidad, la identidad y los valores democráticos. Son dos maneras de reaccionar a la mundialización de la comunicación”. Estas consideraciones teóricas y prácticas de Wolton, nos permiten, no solo tomar conciencia de los desafíos, sino jugarnos para elegir el camino de nuestros proyectos comunicacionales, a efectos de preservar las identidades culturales. De allí que hemos optado por la estrategia de la localización, desde las profundidades, para los abordajes periodísticos que debemos emprender, y hemos elegido la ciudad de Córdoba, no para experimentar, sino para asumirla y demostrar que es posible preservar la identidad de los pueblos reposicionándolas. ¿Y por qué hay que plantearlo de este modo? Porque aquel famoso “triángulo infernal” identidad – cultura – comunicación se ha manifestado con otras realidades en el proceso de mundialización en las comunidades locales de los pueblos vaciando las idiosincrasias y representaciones: en primer lugar, la mercantilización de la comunicación y/o medios, (el economicismo mediático), la convirtieron en unidades de réditos no solo económicos sino también de dominación de las audiencias. Por efecto de aquellas tendencias y políticas de los mega-medios, éstos se han quedado con licencias de radiodifusión, circuitos de cables y en la propiedad de medios gráficos del interior del país lo que se prueba con las evidencias en la ciudad de Córdoba (por ej: el fenómeno de las emisoras de FM, etc.). La posesión de licencias y recursos mediáticos, han supuesto la invasión de sus contenidos desde las cabeceras con asiento en la Capital Federal, y con sus visiones acotadas a los intereses de agendas periodísticas macrocefálicas, concentrados en temáticas políticas, económicas y sociales del poder central del país. Las localías ciudadanas, han sido relegadas y sus culturas subordinadas. En consecuencia las problemáticas y expectativas de Córdoba -como caso concreto- cuya población representa la densidad equiparable a la de todo un país, han pasado a secundarizarse y dejar de tener emergentes y desarrollos propios de las identidades legítimas de los pueblos. Lo que le sucede a Córdoba, pasa con el resto de las comunidades del resto del país del interior, a quienes ofrecemos el modelo de nuestro proyecto.
  17. 17. La vida cotidiana Cierta vez le preguntaron a Albert Einstein – uno de los científicos más encumbrados en la historia- “¿Va todo bien?” a lo que respondió: “Todo va bien, pero yo no”. Era un rebelde incorregible que como pensador siempre aspiró a lo máximo para la humanidad desde su experiencia de vida individual y universal. Y una frase suya se convertiría casi en un paradigma de la vida cotidiana de los seres humanos en sociedad y que interpela a los comunicadores: “La imaginación es más importante que el conocimiento”. Y es lo que movilizamos los periodistas desde nuestra misión y en ejercicio de nuestra privilegiada profesión: al transmitir informaciones con contenidos esenciales –lo que se nos habilita para hacerlo en todo el mundo, cada día y en todo momento – creando imágenes del mundo y excitando a la imaginación del mismo. De ahí que los contenidos que se ofrezcan a través de los medios –tradicionales y ahora por otras novedosas tecnologías- tienen que ver con los asuntos que más le interesa saber al hombre concreto de nuestro tiempo y deben relacionarse con su vida cotidiana en la esperanza perspectiva de calidad de vida. “La vida cotidiana es cada día en la vida de una comunidad, donde hay una distribución de tareas basado en la división de los roles muy estratificado por edades: niños, adolescentes, jóvenes, adultos y mayores, donde cada grupo hace y comparte con sus pares y en el resto de la sociedad” (Una versión cómica americana y nada inocente de la vida cotidiana en una familia y su comunidad: Los Simpson). La vida cotidiana es analizada por las ciencias sociales, pero sólo a través de la comunicación social tiene sus mejores registros, ya que allí se evidencian y conocen las situaciones significativas dentro de un contexto específico, permitiendo que cada individuo, como miembro de la sociedad local y universal, se relaciona e interactúa con otras personas y sabe del resto del mundo. La vida cotidiana varía en el tiempo, y de una sociedad a otra, incluso entre los individuos de una misma comunidad. Los factores que más influyen, son los estándares de calidad de vida, la familia y amigos, la educación, las nuevas tecnologías, el contexto social, político y económico, y en particular los medios de comunicación, entre otros”. Los efectos de la comunicación y la articulación de nuestro Proyecto: Y aquí debemos hablar de los efectos de la información en todos los que constituimos las audiencias: son eminentemente pragmáticas y bióticas en su contexto social y de insoslayable impacto neurocientífico: el enmarcado de la mente en los tres niveles redescubiertos por ella: los instintos, la experiencia anidada cerebralmente, y la futurización (imaginación perspectiva). Cada uno de nosotros en consecuencia, es un sujeto influenciable en su constitución antropológica, cultural y neurocientífica. Cada criatura humana, cualquiera sea su edad y condición social, es un “yo” particular y único. Luego ese “yo” al socializarse en la familia, los grupos vinculantes, el medio social y su relación externa con el mundo (que conoce fundamentalmente a través de la comunicación social en cualquiera de sus modalidades, tradicionales o modernas), les permiten ocupar no solo un lugar en el mundo, sino desde “su” mundo. Y ese mundo que articula el microcontexto y el macrocontexto, se denomina calidad de vida, lo que surge de su experiencia en la vida cotidiana. Con todo estos elementos que componen este artículo, podemos afirmar como parte esencial del Proyecto CUP que cabe reconocer al periodista – comunicador social, como un experto de mediación social en la interacción de expectativas del hombre de nuestro tiempo desde su vida de cada día o vida cotidiana, adaptadas a las necesidades de supervivencia y estabilidad con calidad de vida, que deberían ser nuestros objetivos a través del ejercicio profesional de la comunicación social siguiendo este esquema: COMUNICADORES QUE TESTIGOS CAMINADORES RELEVAN Y RELATAN LA VIDA DE UN ÁMBITO ESPECIALISTAS QUE COTIDIANA Y PRESERVAN LA DELIMITADO: la ciudad o PROFUNDIZAN LOS CALIDAD DE VIDA DE TODA pueblo TEMAS DE ABORDAJE LA SOCIEDAD.
  18. 18. Los públicos especiales *Los jóvenes * La clase media *Los desempleados *Los jubilados *Los minusválidos El proyecto del Centro Multimedia CUP, además del servicio periodístico de especialización y profundizaciones temáticas para toda la sociedad, se lanza a la implementación de atraer a determinados y puntuales segmentos socio-demográficos de la Ciudad de Córdoba. Desde una cosmovisión humanista y práctica, alternará todas sus emisiones sonoras y “on line”, con separadores que los anuncien y caractericen, implementando una estrategia que los identifique, los asuma y los corresponda a través de contenidos de notable utilidad social para ellos. El objetivo estratégico, es conquistarlos como público cautivo en su carácter de ciudadanos y receptores en función de sus expectativas y derechos humanos. Cada uno de dichos sectores están huérfanos de informaciones y contenidos específicos y sostenidos en tanto que nuestro Proyecto, los atenderá con abordajes diferentes a lo que se acostumbra en el escenario de los medios y del sistema que los tiene en cuenta ocasionalmente en el fárrago de las noticias, cuando no solo superficialmente o a causa de calamidades y logros excepcionales. La originalidad que nos proponemos en un servicio en profundidad, abarcativo del todo de cada sector y como un gran desafío a la creatividad y a la sustentabilidad (lo permanente). ¿Por qué los jóvenes? Porque representan la franja más numerosa de la población; porque viven una etapa biológica y psicológica inestable y ansiosa; porque manejan tecnologías y lenguajes que los atrae sin la comprensión y acompañamiento de los adultos; porque sufren de aislamiento y perspectiva de futuro; porque se los considera más permeables a la seducción del consumo y adicciones. ¿Por qué la clase media?: Porque sociológicamente es el sector que más sufre los embates de las frustraciones familiares y laborales; porque psicológicamente se debilita por las resignaciones y la pérdida de autoridad y status; porque se han deteriorado sus andariveles de estabilidad emocional, de sustento económico social y está desconcertada ante la depresión de futuro y falta de esperanza. Se ha convertido en una clase muy expuesta al descarte y la exclusión. ¿Por qué los desempleados?: Porque cada vez constituyen la franja mayor de inserción laboral que aguardan que al “sistema” los incorpore no solo para obtener medios de sustentos, sino realización vocacional, calidad de vida y dignidad personal. Esta franja afecta demográficamente a jóvenes, adultos y personas mayores; hombre y mujeres, todos ellos ansiosos de sentirse útil y poder acceder a fuentes legitimadas de ingresos económicos de supervivencia y de progreso para sí y para quienes de él dependan o deban depender si se les restituye en un lugar de dignidad y calidad de vida. ¿Por qué los jubilados?: Porque son sujetos legítimos de los Derechos de La Previsión Social en el orden provincial como nacional, ya que durante sus vidas, no solo han construido la Nación como trabajadores y empleados, sino que han pagado con sus aportes económicos al Estado y a las cajas recaudadoras el contrato social para acceder a las compensaciones económicas y de obras sociales, cuando se acogen a sus retiros. Como ciudadanos y receptores de la comunicación social, significan un tercio de la población, habiendo pronosticado los demógrafos que en los próximos años el incremento será notablemente superior. ¿Por qué los minusválidos? Si bien la definición de minusvalía alude a las personas con discapacidades físicas o mentales, los vicios o las crueldades de la modernidad que nos asola, pone de manifiesto que la arquitectura social ha generado con impunidad e indiferencias franjas enormes, inescrutables y conmovedoras de una variable de minusvalía: los excluidos sin rostro, sin voz, sin nombre, sin historia. Hay que ir por ellos desde un periodismo que les ofrezca representarlos, reconociéndolos denunciativamente y proveyéndole la esperanza de una comunicación como alimento intelectual, moral y espiritual para rescatarlos en los espacio sociales. EL TRIUNFO DE LOS RECEPTORES De llevar a cabo la estrategia que hemos diseñado, no faltará el día en que podamos proclamar el triunfo de los ciudadanos y receptores que nos proponemos. Compartimos las teorías de ese gran intelectual de la comunicación que es Dominique Wolton quien, aludiendo a los ciudadanos y receptores, ha escrito con sabiduría esta enseñanza que incorporamos como parte de este Manual: “Imposible hablar de victoria de la comunicación (en lo que atañe al periodismo) sin hablar de aquel a quien se dirige: el receptor. En realidad, el receptor lo complica todo, rara vez está donde se le espera, a menudo comprende algo distinto de lo que se le dice y de lo que se desearía que comprenda por el sonido, la imagen, el texto o el dato. Es la “caja negra”. Por otra parte, es esa libertad del receptor la que explica, desde siempre, los desfases en la comunicación. El receptor “en línea” con el mensaje y el emisor, que recibe y acepta lo que se le dice, sigue siendo el sueño de todos, sobre todo cuando somos nosotros los que hablamos. Pero la liberad del receptor es,
  19. 19. precisamente, aceptar, repensar, negociar el mensaje recibido. Esa es la “realidad” de la comunicación (en especial del periodismo) y la razón de sus desfases incesantes. Todos podemos soñar con una comunicación éxito, sin desfases; sería espantosa si existiera. Queremos que sea exitosa para nosotros mismos, pero desconfiamos cuando el otro quiere comunicarse con nosotros. “Salvemos a la Comunicación”, y por nuestra parte, el periodismo. Ejemplo práctico: Los jóvenes. • En la rotación de contenidos de abordaje desde el Centro MC, el destinado a los públicos especiales (Jóvenes; Clase Media; Los Desempleados; Los Jubilados; y Los Minusválidos), tendrá la misma estructura que la prevista para las Prácticas Profesionalizantes, tanto en el proceso de Producción como en la difusión por nuestros medios, previendo su edición gráfica en la tendencia de los Proyectos Editoriales para los cuales –como se ha dicho- buscaremos una alianza estratégica con algún medio gráfico. 1er. Paso: Construir una Agenda de temas vinculadas al objeto, en este caso Los Jóvenes, y he aquí un listado referencial (aunque los alumnos son muy sensibles y originales para recrearla con los ejes más esenciales): • Demanda de empleos para jóvenes. • Demanda de Pasantías (abarca el mayor número de instituciones públicas y privadas de la Enseñanza Superior que funcionan en Córdoba). • Becas especiales para alumnos universitarios y secundarios. • Espacios culturales y de recreación para jóvenes. • Logros y primicias que destacan a jóvenes sobresalientes y ejemplares preponderantemente de Córdoba, y según su trascendencia, del país y del mundo. • Voluntariados para jóvenes donde puedan canalizar colaboraciones. • Problemáticas significativas que tienen que ver con los jóvenes y no han sido reveladas ni sistematizadas. • Funcionamiento cierto de las instituciones públicas y privadas destinada a los jóvenes. 2do. Paso: Elegida la temática, se construye la Agenda de Producción efectiva: - Tema o problemáticas - Polos vinculantes - Peritos especializados - Glosario pertinente Guión tentativo: con un formato creativo diferente a los demás: • Conductores y locutores en piso presentan el tema, que se irá reiterando en el transcurso de las emisiones sostenidas del día. Operador: Sonoriza con un ring telefónico (que podrá variar) Locutor en el CMC: Ud. se ha comunicado con el Centro Multimedia del Colegio Universitario de Periodismo; transfiero su llamada. Operador: Cortina de articulación sonora Locutora: ¡Hola, que tal! Prendete que ahora te cuento las noticias e informaciones que pueden interesarte y que se desarrollarán durante todo el día: Locutores: Hoy hablaremos de los empleos que se ofrecen y que pueden interesarte (En este punto hay que ser muy serio, preciso y claro –esto se consigue con la aplicación de dos soportes del Pensador de Producciones: lo que informa y lo que educa; en tanto que los desarrollos mínimos de orientación y pensar – que como los otros dos se han redactado y se emiten desde el piso del Centro y- recomiendan a los destinatarios qué tipo de verificaciones deberían hacer ante las ofertas que les enunciamos, cuáles son sus derechos y obligaciones contractuales elementales, y siempre se refuerza el concepto de TRABAJO en su sentido de dignidad y profundidad (ofrezco uno de mis “mini libros”: La solución de la cuestión social”; pudiendo agregarse otra bibliografía que enriquezca). Aclaración: Como vemos, para estos espacios de “Conquista de los Públicos” por ahora ofrecemos este ejemplo dedicado a uno de los asuntos que interesa a los jóvenes. Pero la matriz, sirve para los otros
  20. 20. públicos: Clase Media; Desempleados; Jubilados; Minusválidos. En definitiva todo se realiza desde el análisis crítico (MIM) y desde el Pensador de Producciones, tablas, etc. Comunicación, semiosis y poder • La comunicación es una relación que se entabla por lo menos entre dos o más sujetos dispuestos o condicionados a la misma. La vinculación se efectúa por un proceso que se desarrolla a través de signos y símbolos en la mente del emisor como del receptor, en su carácter de intérpretes de conformidad al objeto de sentido del mensaje que suscita la puesta en común. Si bien juega un papel fundamental la semiosis como disciplina – proceso de la asociación interpretativa – no es frecuente encontrar la combinación inseparable con la comunicación social de por sí obvia sintácticamente. Es lo que este artículo la proyecta y analiza en haciendo hincapié en las pretensiones y efectos pragmáticos sobre las audiencias como un factor de poder. Veámoslo utilizando como soportes filosóficos la tesis que sobre el mismo ha realizado el gran pensador Romano Guardini anticipándose a las ciencias de la comunicación plasmando sus advertencias. Afirma que la comunicación es una herramienta de poder, y el empleo de éste tiene su origen en la libertad, preguntándose si el hombre tiene conciencia de su responsabilidad. ¿Existe una ética del poder, construida a partir de una verdadera toma de contacto – a través de la comunicación social – con este fenómeno?. Responde Guardini1: “En gran medida se tiene la impresión de que el común de los hombres no sabe de lo que se trata. Y si lo sabe, no tiene ideas claras acerca de qué es lo que hay que hacer. ¿Dónde suficientemente se encuentran los peligros?. En que el hombre adquiere – a través de la comunicación social – un poder cada vez mayor sobre el hombre mismo; es capaz de influir cada vez más profundamente sobre su cuerpo, su alma y su espíritu”. Pero, ¿en qué dirección lo hará?. Y es aquí cuando conviene prestar atención al lenguaje (la semiosis). Por el estado en que se encuentra, y por las palabras que emplea o evita, el lenguaje enseña mucho sobre la constitución interna de la comunicación. Pensemos en todos los medios de la sugestión, de la propaganda, de la influencia que se ejerce en particular desde el periodismo. Podemos aprender todas las técnicas y teorías de la semiosis y de la semiótica, pero lo que nos interroga es saber - mucho más ahora por las concentraciones de medios y las nuevas tecnologías – si no se torna tentadora la perversión del poder que se ejerce sobre la sociedad, y con ello la perversión del mismo ser humano. Y a este respecto dice Guardini: “Pues no hay ningún efecto que se refiera únicamente a su objeto, ya sea éste una cosa a un hombre. Todo efecto influye en aquel que lo causa. La temible ilusión de quien actúa es creer que lo que él hace (podríamos señalar a través de los Medios) permanece “fuera”; en realidad, por el contrario, entra en él; más aún, está en él antes que en el objeto de su acción comunicativa. En realidad el que obra “se hace” constantemente lo que “hace”, desde el que dirige responsablemente un Estado al director de una oficina o la dueña de casa, desde el sabio al técnico, desde el periodista a su audiencia. Y de este modo, si el empleo del poder continúa desarrollándose en la dirección señalada, no es posible disociar del que ejerce el poder: destrucciones morales y trastornos psíquicos de un género no experimentado aún”. Todo ello nos lleva a la construcción de una hipótesis: la semiosis como herramienta teórica del periodista, solo adquieren relevancia si se someten sus técnicas a un riguroso análisis crítico que ennoblezca la comunicación como una articulación, no solo de contenidos, sino de contextos , calificación del emisor, oportunidad de la emisión, caracterización de los destinatarios, identificación de beneficiarios y perjudicados, valores que se reconocen o niegan, visión de la sociedad y del mundo, para recién allí determinar sobre las verdades, mentiras y dudas como un derecho de la libertad del hombre evitándole confusión y manipulación. 1 El poder. Romano Guardini 1953
  21. 21. Conexiones Concretas LOS HECHOS Son la materia prima esencial del periodismo y lo que acredita las calidades del protagonismo del Periodismo Profesional como calificado Testigo del acontecer, delegado por la Sociedad y respaldado por los Medios en su difusión. Lo que las células son a la naturaleza biológica como núcleo de los organismos vivos, los hechos son al periodismo el origen de su razón vital fundadora de la comunicación social, en cada una de sus alternativas omnipresente en todos los formatos, lenguajes y géneros. Estos, caracterizan las representaciones mediante la difusión profesional a través de las técnicas (edición) y retóricas (arte de hablar, escribir o mostrar) de manera cierta, eficaz y convincente. Pero los hechos no se inventan; emergen y/o se descubren en los escenarios de la humanidad, local, nacional, internacional, valiéndose de procedimientos y criterios ordenados, metódicos y metodológicos. EL CONCEPTO DE PRIMICIA La primicia es al periodismo lo que el diamante como piedra preciosa. Al trabajárselo, adquiere desde su solidez, brillo y transparencia. Conocemos la primicia como novedad original de un contenido periodístico que da cuenta de algo fundamental de interés social. Desde el “Periodismo Idea” hemos desarrollado una teoría complementaria: al de la primicia cultural, que no estaría únicamente en el hecho concreto, sino en su pedagogía que eduque, oriente y haga pensar. Es lo que convierte la información, en información mensaje. Los Periodistas deben saber que el mundo de nuestros días, con tanta información y los estándares de copiarse y repetirse diciendo todos lo mismo, sin análisis crítico y sin profundizaciones que marquen las diferencias entre un medio y otro, estamos sofocando la virtud profesional de ser hacedores de primicias (fácticas y culturales) competentes y competitivas. Hay que descubrirlas a partir de una actitud para el esfuerzo, desde las dudas metódicas, las curiosidades sistémicas y la cultura de soportes y contextos. Con ello, -equivalente a trabajar el diamante- estaremos no solo revelando lo oculto, sino presentándoselo a los ciudadanos y receptores de manera útil y comprensible a sus necesidades y expectativas. En definitiva, como un alimento intelectual, moral y espiritual para su promoción integral e igualitaria en el reconocimiento de su libertad. LAS FUENTES Las fuentes son las vertientes imprescindibles e insoslayables del periodismo, excepto cuando el periodista se constituye en su propia fuente por ser testigo o protagonista objetivo de los hechos. Se pueden descomponer en numerosas categorías: a) Formales e informales. b) Institucionales. c) Agencias de noticias y noticiables desde otros medios. d) Emergentes notables de fenómenos meteorológicos.
  22. 22. e) Murmullo popular. f) Colaboradores espontáneos no profesionales. g) Páginas y sitios en la web. h) Especialistas y peritos en disciplinas y problemáticas. i) Acontecimientos y documentos coyunturales de interés social, etc. Modalidades significativas Las fuentes se valen de diversas modalidades para configurarse como tales, siendo la más común las gacetillas u operativos de prensa desde distintos sectores de la sociedad y, ocupan actualmente un lugar creciente, las comunicaciones de los públicos en función de sus propios intereses. Para todos estos casos, es responsabilidad inexcusable del periodista –y de los Medios- acreditar la validez del asunto que se nos comunica o avisa operando para ello con un riguroso análisis crítico de confiabilidad. Cuando la fuente es el entrevistado se presentan riesgos: ampararse en el anonimato de su identidad; ideologizar manipulatoriamente sus opiniones valiéndose del espacio que se le concede sin contención deontológica (derechos y deberes); la insolvencia evidente en el manejo del tema; utilizar al medio como una tribuna de resentimientos que hacen a la vida privada de las personas, etc. Los contenidos que proveen las fuentes, cuando sean dudosos deben no sólo alertar al periodista, sino advertírselo con seriedad y para conocimiento del público de lo percibido. Si bien el periodista no está obligado a garantizar las afirmaciones de terceros, en su carácter de mediador social de la cosa que se hace pública, debe manejarse responsablemente e su tratamiento, sin obstruir la libertad de expresión. Para ello está formado en conciencia y actitud crítica activa y creativa y está habilitado para operar con tales recursos demandando todas las aclaraciones que considere necesario. LOS PERITOS Al perito se lo define como experto especialista en algo o con experiencia de lo que se trata. En periodismo se aplica para encontrarlo y consultarlos sobre asuntos que requieren de ellos en alguna materia, o por haber sido protagonistas de algún hecho, sea porque fueron parte del mismo o testigos ciertos. Unos y otros, son imprescindibles para acreditar conocimientos del que el periodista no es experto o bien porque no ha vivido la experiencia del hecho. Como especialistas calificados pueden señalarse infinidad de títulos que los acreditan: investigadores y autores relevantes en sus inversiones intelectuales, destacando en primer lugar a los que ameritan como científicos en cualquiera de sus disciplinas; también los profesionales que operan como intermediarios de las ciencias (de la salud, la ecología, el medio ambiente, la sociología, la educación, las ciencias exactas como la economía y las matemáticas, la física y podríamos elaborar un listado mayor: basta con saber qué especialistas estamos buscando sobre qué asunto. A su vez los peritos empíricos son los testigos de un acontecimiento de interés y resonancia pública y que van desde los siniestros y accidentes hasta lo que podría encuadrarse para dar curso a las percepciones sociales más inimaginables: un milagro de algo que lo han visto como tal por lo excepcional. El periodismo no puede prescindir de los “peritos” que, cuando son bien buscados y seleccionados, le aportan por su intermedio a la sociedad visiones autorizadas o elementos de juicio para conocer con mayor profundidad, analizar y comprender la naturaleza del universo, la naturaleza humana: a los hombres y a la vida. El requerimiento para calificar “peritos” a alguien es la certeza y verificación de quien se trata y por qué razón se constituye en autoridad responsable para dar a conocer juicios que se harán comunicación social. Todo un compromiso de búsqueda, curiosidad, cultura, vocación de objetividad y certeza para las recurrencias a dichos terceros, y sobre todo, humildad y capacidad de legitimar las entrevista como profesional, justificando la razón de la misma y qué se busca con los testimonios que demanda. El periodista suele pecar de soberbio y querer dar la impresión de que lo sabe todo y no se interioriza previamente a la consulta a peritos; formula mal las preguntas si no conoce el tema; interfiere la exposición del interlocutor; suma o anticipa juicios condicionadotes de la objetividad de las respuestas; hace propio con ligerezas los juicios de peritos –calificados o empíricos- haciendo peligrar su responsabilidad de mediador social objetivo y prescindente de calificaciones perturbadoras. En fin, hay toda una fama, de virtudes profesionales (buscó y encontró los peritos adecuados) y defectos (lo echó todo a perder).
  23. 23. LAS PRODUCCIONES El periodismo, para el desarrollo más racional de los principios generales que organizan y orientan el conocimiento de la realidad, así como el sentido del obrar humano, se manifiesta a través de sus representaciones fundamentadas y eminentemente profesionales. La meta, primera y ultima, es el servicio y la satisfacción de los públicos que horizontalizan sus audiencias y soportes. Ignorarlos, como desconocerlos integralmente es la causa del fracaso y crisis de Los Medios como de los Periodistas. El periodismo como sistema funcional, universal y estratégico, se respalda en tres soportes desde donde se construyen operacionalmente representaciones:  Los FORMATOS: conjunto de características morfológicas y estéticas, contenedoras para el todo y las partes alternativas de sus variedades, que permiten distinguir y diferenciar la identidad del Medio: grafico, radiofónico, televisivo, Internet y soportado por nuevas tecnologías.  Los LENGUAJES: manera de expresarse. Estilo y modo de hablar, escribir e iconografiar, sonorizar y audiovisualizarse.  Los GENEROS periodísticos con rasgos comunes de formas y contenidos. Se diferencian entre sí, pudiendo clasificarse en informativos, interpretativos, argumentativos y coloquiales. No son rígidos, sino más bien interactivos. Sus composiciones retóricas (escritas, orales, audiovisuales) son determinantes para atraer e interesar y empatizar con los destinatarios: metafóricamente, “lo que es la melodía a la música”. Son emergentes de estilos e imaginación profesional multiplicadora. No tenemos aun razones para sugerir a los teóricos y pragmáticos del periodismo la reinvención de estos tres soportes, porque están suficientemente arraigados en los medios y en los profesionales. Solo tenemos una sensación intuitiva que como dijo Agatha Christie “uno no puede ignorarla”, tampoco puede explicarla”. En esta época de cambio para sobrevivir, hay que evolucionar. La revolución de las comunicaciones conmovida por las invenciones de fascinantes herramientas tecnológicas abarcativa y difundida en toda la sociedad, ha modificado el piso cultural de los públicos y hasta su propia naturaleza humana. Esto ha cambiado a una velocidad de vértigo la caracterología y los comportamientos de los sujetos de la comunicación, que desde la pasividad, como si se hubieran revelado, han pasado a la interactividad en la era digital, a la que podríamos calificar como la de la mundialización de los neo- comunicadores. Basta con que tengan a su alcance un diminuto celular (telefonía, audio, video e Internet) para que desarrolle contagiosamente destrezas y habilidades multi-comunicacionales como una nueva generación de emisiones ansiosas de la neo-comunicación. . EL QUE NO SE ANTICIPA A LAS IDEAS CORRE EL RIEZGO DE REZAGARSE EN TODO. El verdadero periodismo volverá a ser verdad si encuentra su sentido. Los formatos y lenguajes pueden resultar solo un maquillaje de discursos. Han sido bastardeados por las transgresiones, y anquilosados por las desilusiones del desierto de sentido. ARRIESGUÉMONOS A JUGAR CON LOS LENGUAJES DE LA INFORMACION REBELÁNDONOS CONTRA LOS FORMATOS, LENGUAJES Y GENEROS FUNCIONALES A LA INCOMUNICACION. LAS CRÓNICAS Crónica significa en periodismo el relato de los hechos sobresalientes y descriptivos de sucesos de interés social, que están aconteciendo en lugares concretos y en el marco de sus escenarios, con las evidencias de sus escenas secuenciales y de sus protagonistas si los hubiera. Estas las denominaremos crónicas primarias y en directo. La reconstrucción de sucesos acontecidos, desde el lugar de los hechos, los llamaremos crónicas secundarias evocativas, a las que pueden sumarse nuevas primicias de registrar los post-sucesos y hasta las consecuencias o actualizaciones, prevaleciendo en este caso además del relato descriptivo, las opiniones de peritos como testigos de lo acontecido.
  24. 24. También pueden considerarse como crónicas, pero con la caracterización de pasivas por su post-producción las que se realizan especialmente en la prensa gráfica y en sus redacciones. Estas pueden activar valores agregados, mediante la cualidad de sumar otras opiniones convergentes y/o especialistas de la temática, enriqueciendo la producción de contenidos. Recursos de calidad. • La oportunidad de la crónica como relato de excelencia de una situación que amerita reflejarse (casi un retrato como soporte del lugar, los hechos y, si los hay, de sus partícipes) siendo diversas las situaciones: a) Tratarse de un acontecimiento sorpresivo y por lo tanto imprevisible. b) Previsibles y con margen de producción periodística. (Ej: las crónicas deportivas) c) Referenciales de algo que ha sucedido en un determinado escenario, al que se acude para informar de sus contextos. • La crónica para justificarse, busca darle un sentido a lo que se va a narrar para activar de la manera más clara y original posible la imaginación de los públicos de lo que se trata. Las entrevistas de aproximación facilitan el conocimiento de los sucesos, o las entrevistas a testigos y partícipes vinculados o a los que se debe o sean necesarios de abordar, calificados por su presencia en el lugar de los hechos. • La crónica es el género periodístico que demanda la capacidad de hacer ver y oír lo que sucede a través de los detalles pormenorizados. De la capacidad del periodista dependerán las percepciones y las relaciones dialógicas con los protagonistas, todo ello desde certezas y emociones que se transmitirá a los públicos, y esto es válido en sus tres tiempos de ocasionalidad: 1. en el Presente; 2. en el Pasado y 3. en el Futuro si de lo que se trata es de proyectar los hechos (ejemplo: “los vados de la zona norte de la ciudad –detallarlos- están desbordados por el agua y no es posible por ahora transitarlos.”). • La crónica está sujeta al rigor gramatical en su discurso, tanto en el uso de los verbos (que cuando dan más certezas la hacen más confiable), como en la apelación de los adjetivos (por sus riesgos calificantes y subjetivos). En la crónica adquieren relevancia insustituible los sustantivos (personas y cosas), desde lo cual puede describirse de qué y de quiénes se está hablando. LAS ENTREVISTAS Las entrevistas requieren concebirlas en cuanto resulta posible en un proceso de pre-producción y de producción, y si eventualmente se editan, de post-producción. Veamos los pasos de dicho proceso: 1. Se debe gestionar la participación de los entrevistados, requiriendo su consentimiento. 2. en todo momento hay que ser preciso, claro y ético en los argumentos que la fundamentan y en lo que se demanda de los entrevistados, a quienes se debe informar las causas y objetivos. 3. Al formular las preguntas, no puede cambiar las “reglas” del acuerdo, excepto incorporar repreguntas pertinentes y requerimientos de aclaraciones de conceptos. 4. No se debe abusar de las razones o fundamentos de los contextos con superficialidades, lo cual debe realizarse sintéticamente resolviéndolo antes de la entrevista. 5. Durante la entrevista, evitar las opiniones del periodista –antes como después- excepto para reforzar las afirmaciones claves o primicias objetivas. 6. El cronista no debe abusar de los adjetivos en las preguntas ni en los fundamentos, ya que ello inclina a la subjetividad que altera un género muy informativo, y si ello ocurre en la relación dialógica con el entrevistado, se presta a manipulaciones propias o del otro. 7. Si efectuada la entrevista no tiene más preguntas que formular, salvo casos excepcionales que lo justiquen, no cede su espacio al interlocutor con algo que suele hacerse muletilla: “ quiere agregar algo más?”. 8. El respeto por el entrevistado es sagrado, y en ello es intransferible la ideología del reportero –esté o no de acuerdo con el otro- o abandone su papel neutral cuya calidad es la profundidad y calidad del objeto de abordaje.
  25. 25. 9. El entrevistador así como no confronta con el entrevistado durante su desarrollo, por razones profundamente éticas, no debe emitir juicios en diferido, resarciéndose ideológicamente o justificándose por sus omisiones en el transcurso de la entrevista concluida. Lo único que le está permitido acerca del tema de las entrevistas si han sido varias y contradictorias entre sí, es marcar los ejes de unos y de otros. 10. La calidad de la entrevista es una sumatoria de las cualidades del entrevistador, que no entrevista para sí, sino para los públicos que constituyen la audiencia. LA NOTA La nota es un género complejo e interactivo con crónica, entrevistas y opinión del autor/es. Está sugerida como un trabajo especial en campo, prácticamente en su proceso (pre-producción y producción) que se caracteriza más intensamente como periodismo de investigación en profundidad. En nuestro proyecto CMC/PPP, no debe desecharse para casos que lo justifican y sean posible de llevar a cabo, respetando sus razones y los tiempos exigidos en medios como la radio e Internet. HISTORIAS DE VIDA Constituyen una materia prima riquísima al periodismo y sirven estupendamente a todos los escenarios mediáticos. Según la bibliografía universal de las teorías técnicas, no está señalada como un género tradicional, ya que su difusión se lleva a cabo –diferenciada de la historia convencional- a través del reportaje (combinando crónica y entrevista o ambas a la vez). Las historias de vida que a nosotros nos interesan destacar, son aquellas que no pueden prescindir de dos elementos esenciales: el personaje o los personajes como protagonistas, y el hecho que la justifica. En consecuencia, lo primero es la causa o razón de revelar la historia; lo segundo e imprescindible, es el personaje o los personajes, correctamente denominados protagonistas, que deben ser auténticos y pertinentes al hecho. Cabe la excepción de historias de vidas narradas por terceros, quienes también deben acreditar la autoridad de hacer legítimo el relato de una historia de vida referida a otros. Podemos afirmar que son primicias periodísticas de interés social que el profesional ha descubierto o ha sido interesado de algo sobresaliente en esa dirección. Se encuentran precisamente en cualquier momento y en cualquier parte de la vida de la sociedad, y para nuestro proyecto de profundizaciones de las realidades en campo de las prácticas profesionalizantes, cuando investigamos en los polos de informaciones, si acentuamos la búsqueda y la percepción, seguro nos conducirán a poder contar con ellas. Podríamos configurarlas a través de sus relatos, como una manera de retorno e instalación de lo social en los medios. Lo que Dominique Wolton insinúa cuando a ellos alude: “Una suerte de nuevo discurso social emerge a la sombra de la comunicación. Con dos opciones: un fortalecimiento de la cohesión social, si se trata de una sociedad sin demasiadas desigualdades donde las relaciones sociales tienen cierta solidez” (serían las historias positivas), y “un acelerador de conciencia crítica en caso de precarización social” (serían las historias como alertas o denuncias públicas). Gilles Lipovetsky, en una de sus obras más recientes (“La Pantalla Global”) ilustra las historias de vida como relato “como una dimensión sin duda ineludible, de la vida humana, toda vez que el ser humano es una criatura cuya vida es historia hecha de pasado, presente y futuro. Y eso es lo que expresan los relatos, pues esta dimensión antropológica, muy maltratada por la modernidad, acaba siendo responsabilidad del cine”… “Cuando nos disponemos, sabemos que nos van a contar una historia y escuchamos con una atención y un placer parecidos a lo de los niños… ya que nos explica el contenido de la condición y de la existencia humana: el amor y el odio, la vida y la muerte, la alegría y el dolor, la paz y la guerra, el bien y el mal, la risa y las lágrimas, lo bello y lo feo, la juventud y la vejez, el placer y el sufrimiento, la esperanza y la desesperación. Los relatos (como historias de vida) son casi documentales que se acaban ofreciendo como una especie de ganzúa que abre por igual todas las cerraduras, desde la salud hasta la geopolítica; desde la supervivencia de las especies amenazadas hasta las zonas sombrías de la historia que da la sensación de entender la complejidad del mundo y de tener cierto poder sobre la marcha de las cosas”. Abordaje Hay que distinguir entre historias de vida, que tiene que tener un sentido y un objetivo de difusión pública, de las anécdotas que se utilizan para referir un hecho curioso o divertido circunstancial y sin importancia. Como género periodístico singular, exige de certeza, aunque admite las visiones personales de los protagonistas con matices ideológicas, pasionales, emocionales, excepto cuando la versión se percibe manipulatoria del periodista como trampolín para lo público. En los casos de dudas, buscar la manera de corroboraciones perspicaces y factibles ya que se mueven con revelaciones de algo cuyo testimonio corresponde al emisor de la historia y no a la imaginación o responsabilidad del periodista. El relato de las historias de vida se contextualizan con el hecho que lo justifica; escenarios, escenas y muy probablemente con testigos o con citas referenciales a ellos.
  26. 26. Casos emblemáticos Hospitales públicos: experiencias de médicos, enfermeras y hasta pacientes y sus vivencias de emergencias y en terapia intensiva; Bomberos: rescates con riesgo de supervivencia de los servidores públicos; Emergencias: sobrevivientes de catástrofes naturales o accidentales; de sucesos policiales o a causa de desbordes de las seguridades públicas: Servicios de riesgo: reparaciones en los tendidos de las redes eléctricas; salva vidas y rescatistas; brigadas para aislar o desarmar explosivos. Ejemplos de vida: Médicos, enfermeras, choferes de ambulancias; maestros en zonas inhóspitas; voluntarios para la asistencia de los enfermos terminales, ancianos y niños en los asilos o artífices de los comedores de hambrientos y necesitados de alimentos o en los refugiados para personas indigentes y abandonadas. En esta categoría, no se excluye a nadie, ni por su nivel intelectual, cultura, situación social, sexo o edad, cualquiera sea el testimonio que puede aportar desde su experiencia hacia un mundo más humano y menos egoísta e individualista. Los casos son infinitos, lo que importa es la voluntad de convertirlos en primicia por haberlos descubierto y tener la capacidad de saber transmitirlo como relatos a través de los medios. Las gacetillas y comunicaciones institucionales premeditadas • Las gacetillas para los medios, como diversas comunicaciones institucionales premeditadas, pertenecen a una cultura de facilismo para el periodismo que se incorpora como rutina y lo subordina como dependiente de las mismas. Al no ser interceptadas profesionalmente, convalida la comunicación vertical y creíble con sentido único. Talvez una de las que se han instalado no sólo en un número alarmante -ciertamente emergen de las incrementadas calamidades sociales- sea la información que se origina en los cuestionablemente de nominados “casos policiales”, en muy pocos casos documentados normativamente de manera oficial y más bien obtenidas oralmente desde las fuentes o por versiones. Desde el punto de vista profesional, el dilema es de carácter deontológico, en cuanto a la distancia que confunde lo creíble (que puede ser creído) con lo confiable (que tiene confianza y seguridad). Los “casos policiales” combinan tres elementos de influencia social: a) las revelaciones de las miserias humanas desde las violencias y actos de corrupción; b) el repertorio de los miedos; y c) la empatía y efectos del morbo social, latentes, implícitos o explícitos. Los crímenes, las agresiones físicas, las amenazas a la integridad psicológica, las violencias de turbas y patotas, los robos, asaltos y hurtos; la corrupción en el manejo de los dineros públicos; los accidentes de tránsito, culpables o culposos, en especial los que derivan en víctimas fatales, invalidadas o lesionadas, etc., conforman un repertorio que ocupan preponderantemente el periodismo “sistema” de los medios. Si bien los casos existen, no se clasifican adecuadamente, distinguiendo lo local de lo nacional o internacional, con lo cual más que privilegiar y preservar el interés social, tiñen desde una ideología de miedo y sensacionalismo su inserción en los espacios de comunicación. ¿Cuáles son los vicios del periodismo en el abordaje de las temáticas aludidas? Muchas y significativas: • El apresuramiento para comunicar y rescatar como fuente inobjetable a la policía –aunque no esté la prueba documental reconociendo las responsabilidad del –contenido-, y en no pocos casos, dar por ciertos los reportes que pueden hacer personas interesadas o simples ciudadanos voluntarios, como ocurre con los choques o accidentes de rutas. • Solicitar cierta verificación, recurriendo a voceros representantes de las fuerzas policiales, quienes – limitados por sus obligaciones- a veces crean más confusión. • Valerse de testigos inverificados que ansiosos por colaborar o “estar” en los medios, carecen de idoneidad y/o autoridad para ocupar un espacio muy delicado como lo es el referido a los “casos policiales”. Se suma a ellos, de haber en los opinadores intereses desconocidos que facilitan la manipulación de la información. ¿Cuáles son los efectos de una información incompleta en los requerimientos mínimos, o falsa en si misma?

×