JEROME S. BRUNER* Pedagogías de uso común
<ul><li>Las personas reflexivas siempre han estado preocupadas por el enigma de cómo </li></ul><ul><li>aplicar el conocimi...
Aristóteles <ul><li>Comentaba de manera un tanto conmovedora en la  Ética nicomaquea  (Libro V, 1137a): “Es empresa fácil ...
<ul><li>El desafío siempre es  situar  nuestro conocimiento en el contexto vivo del que surge el “cuadro presente”, como d...
<ul><li>Por obvio que pueda parecer, más vale que, nos concentremos en “aprender y enseñar en el contexto de la escuela” ,...
<ul><li>Existe un “cuadro presente” que tenemos siempre frente a nosotros al tratar de la enseñanza y el aprendizaje, tan ...
<ul><li>Las psicologías de uso común reflejan ciertas tendencias humanas “internalizadas” (por ejemplo, considerar que las...
<ul><li>Observemos a cualquier madre, a cualquier maestra y hasta a cualquier cuidadora, con un niño, y nos llamará la ate...
<ul><li>Las creencias y suposiciones acerca de la enseñanza, sea en una escuela o en cualquier otro entorno, son un reflej...
<ul><li>Tomasello, Ratner y Kruger han sugerido que, como los primates no humanos no atribuyen creencias y conocimientos a...
wesce <ul><li>“ Aunque los monos puedan aplicar   conceptos abstractos y tengan motivos, creencias y deseos,... parecen in...
<ul><li>Comprender esta relación es algo que cobra particular apremio al enfrentarse a   las cuestiones de toda reforma ed...
<ul><li>De lo que carecen los primates superiores y que los seres humanos   continúan haciendo evolucionar es un conjunto ...
<ul><li>la cuestión de saber dónde se adquiere el conocimiento Los niños suelen empezar suponiendo que el maestro   posee ...
Próxima SlideShare
Cargando en…5
×

Pedagogías de uso común

9.490 visualizaciones

Publicado el

Publicado en: Educación, Viajes
3 comentarios
2 recomendaciones
Estadísticas
Notas
Sin descargas
Visualizaciones
Visualizaciones totales
9.490
En SlideShare
0
De insertados
0
Número de insertados
5
Acciones
Compartido
0
Descargas
0
Comentarios
3
Recomendaciones
2
Insertados 0
No insertados

No hay notas en la diapositiva.

Pedagogías de uso común

  1. 1. JEROME S. BRUNER* Pedagogías de uso común
  2. 2. <ul><li>Las personas reflexivas siempre han estado preocupadas por el enigma de cómo </li></ul><ul><li>aplicar el conocimiento teórico a los problemas prácticos. Aplicar la teoría </li></ul><ul><li>psicológica a la práctica educativa no es la excepción a esta regla, y no es menos </li></ul><ul><li>complicado que aplicar la ciencia a la medicina. </li></ul>
  3. 3. Aristóteles <ul><li>Comentaba de manera un tanto conmovedora en la Ética nicomaquea (Libro V, 1137a): “Es empresa fácil conocer los efectos de la miel, el vino, la herbolaria, la cauterización o la incisión. Lo que es tan complicado como hacerse médico es saber cómo, a quién y cuándo debemos aplicar esos remedios”. Aun con los avances científicos, el problema del médico no es más sencillo hoy de lo que fue en los tiempos de la herbolaria y la cauterización: “cómo”, “a quién” y “cuándo” siguen siendo los verdaderos problemas. </li></ul>
  4. 4. <ul><li>El desafío siempre es situar nuestro conocimiento en el contexto vivo del que surge el “cuadro presente”, como diríamos apropiándonos de un poco de la jerga médica. </li></ul><ul><li>Es allí donde -al menos en las culturas avanzadas- maestros y alumnos se encuentran para que tenga lugar ese intercambio, crucial pero enigmático, que con tanta ligereza llamamos “educación”. </li></ul>
  5. 5. <ul><li>Por obvio que pueda parecer, más vale que, nos concentremos en “aprender y enseñar en el contexto de la escuela” , y no, como a veces los psicólogos lo hacen, en generalizar partiendo del aprendizaje logrado en un laberinto para ratas, del aprendizaje de sílabas sin sentido de alumnos universitarios enjaulados en un cubículo o del desempeño de una simulación de computadora A1 en la Universidad Carnegie-Mellon. </li></ul>
  6. 6. <ul><li>Existe un “cuadro presente” que tenemos siempre frente a nosotros al tratar de la enseñanza y el aprendizaje, tan envolvente y constante, tan integrado a la urdimbre de la vida, que muchas veces no lo notamos, ni siquiera nos damos cuenta de que existe, así como dice el proverbio aquel que “los peces serían los últimos en descubrir el agua”. Es la cuestión de cómo los seres humanos logran que las mentes se encuentren, tema que los maestros expresan comúnmente al preguntar “¿Cómo puedo llegar a los niños?”, y los niños diciendo “¿Adónde quiere llegar la maestra?” </li></ul><ul><li>Este es el clásico problema de La Mente de los Otros, como fue originalmente llamado en filosofía y cuya pertinencia para la educación fue casi ignorada hasta hace poco tiempo. </li></ul>
  7. 7. <ul><li>Las psicologías de uso común reflejan ciertas tendencias humanas “internalizadas” (por ejemplo, considerar que las personas actúan, generalmente, bajo su propio dominio), pero también reflejan ciertas creencias culturales profundas acerca de “la mente”. La psicología de uso común no sólo se interesa por saber cómo funciona la mente aquí y ahora, sino que además posee nociones sobre cómo aprende la mente del niño y también sobre lo que la hace desarrollarse. Así como en la interacción ordinaria nos dejamos guiar a por nuestra psicología de uso común, también somos guiados en la actividad de ayudar a los niños a conocer el mundo por nuestras nociones de pedagogía de uso común. </li></ul>
  8. 8. <ul><li>Observemos a cualquier madre, a cualquier maestra y hasta a cualquier cuidadora, con un niño, y nos llamará la atención ver que mucho de lo que hacen es regido por conceptos de “cómo son las mentes de los niños, y cómo ayudarlos a aprender”, aun cuando tal vez no sean capaces de explicar verbalmente sus principios pedagógicos. </li></ul><ul><li>A partir de este estudio efectuado sobre la psicología y la pedagogía de uso común ha surgido una nueva visión, tal vez revolucionaria. </li></ul>
  9. 9. <ul><li>Las creencias y suposiciones acerca de la enseñanza, sea en una escuela o en cualquier otro entorno, son un reflejo directo de las creencias y las suposiciones que el maestro tiene acerca del alumno. </li></ul><ul><li>Un modo de presentar de la manera más escueta la cuestión general de la psicología y la pedagogía de uso común es contrastar nuestra propia especie humana con los primates no humanos. Los niños de nuestra especie muestran una “predisposición a la cultura” asombrosamente poderosa; son sensibles y están ávidos por adoptar las costumbres que ven a su alrededor. Muestran un pasmoso interés en la actividad de sus padres y compañeros, y, sin necesidad de estímulos, tratan de imitar lo que ven. En cuanto a los adultos, como insisten en decirlo Kruger y Tomasello, existe una “disposición pedagógica”, exclusivamente humana, a explotar esta tendencia, según la cual los adultos demuestran la conducta debida, en beneficio de quienes aprenden. </li></ul>
  10. 10. <ul><li>Tomasello, Ratner y Kruger han sugerido que, como los primates no humanos no atribuyen creencias y conocimientos a los demás, probablemente no reconocen su presencia en ellos mismos. Nosotros los seres humanos mostramos, decimos o enseñamos algo a alguien sólo porque empezamos por reconocer que no lo saben, o que lo que creen es falso. La incapacidad de los primates no humanos para notar ignorancia o falsas creencias en sus crías puede explicar, por tanto, la falta de esfuerzos pedagógicos, pues sólo cuando notamos esta condición tratamos de corregir la deficiencia por medio de demostración, explicación o discusión. </li></ul>
  11. 11. wesce <ul><li>“ Aunque los monos puedan aplicar conceptos abstractos y tengan motivos, creencias y deseos,... parecen incapaces de atribuir estados mentales a otros: carecen de una “teoría de la mente.” La labor efectuada con otras especies de monos ha revelado hechos similares. La idea general es clara: las suposiciones acerca de la mente del educando subyacen en todos los intentos de enseñanza. Si no se presupone que hay ignorancia, no se hace un esfuerzo por enseñar. </li></ul>
  12. 12. <ul><li>Comprender esta relación es algo que cobra particular apremio al enfrentarse a las cuestiones de toda reforma educativa. </li></ul><ul><li>No basta explicar lo que hacen los niños; la nueva tarea consiste en determinar lo que piensan que están haciendo, y cuáles son sus razones para hacerlo. </li></ul><ul><li>Gardner en The Unschooled Mind* : “Debemos meternos en la cabeza de nuestros estudiantes y tratar de comprender, hasta donde sea posible, las fuentes y las fortalezas de sus concepciones. </li></ul>
  13. 13. <ul><li>De lo que carecen los primates superiores y que los seres humanos continúan haciendo evolucionar es un conjunto de creencias acerca de la mente. A su vez, estas creencias alteran otras creencias acerca de las fuentes y de la comunicabilidad del pensamiento y de la acción. Así, un requisito para cualquier mejora de la pedagogía es avanzar en la manera como interpretamos la mente de lo niños. </li></ul><ul><li>jóvenes aprendices son personas que viven en familias y comunidades. esforzándose por conciliar sus deseos, creencias y metas con el mundo que los rodea. </li></ul>
  14. 14. <ul><li>la cuestión de saber dónde se adquiere el conocimiento Los niños suelen empezar suponiendo que el maestro posee el conocimiento y lo transmite a toda la clase. En las condiciones apropiadas, pronto se dan cuenta de que otros de su clase también pueden poseer conocimiento, y que éste se puede compartir. </li></ul><ul><li>En esta fase, el conocimiento existe en el grupo... pero, de manera inerte. </li></ul><ul><li>. Si nadie del grupo “conoce” la respuesta, ¿adónde ir para “descubrir las cosas”? Este es el salto a entender la cultura como un almacén o como una caja de herramientas, o como quiera llamársele. </li></ul>

×