Modulo De Vigilancia Ciudadana

4.521 visualizaciones

Publicado el

Metodología para emprender acciones de vigilancia de la gestión pública.

Publicado en: Tecnología, Empresariales
0 comentarios
0 recomendaciones
Estadísticas
Notas
  • Sé el primero en comentar

  • Sé el primero en recomendar esto

Sin descargas
Visualizaciones
Visualizaciones totales
4.521
En SlideShare
0
De insertados
0
Número de insertados
202
Acciones
Compartido
0
Descargas
114
Comentarios
0
Recomendaciones
0
Insertados 0
No insertados

No hay notas en la diapositiva.

Modulo De Vigilancia Ciudadana

  1. 1. Módulo de CAPACITACIÓN en VIGILANCIA CIUDADANA para formadores y formadoras locales
  2. 2. ESTE MÓDULO DE CAPACITACIÓN EN VIGILANCIA CIUDADANA PARA FORMADORES Y FORMADORAS LOCALES HA SIDO ELABORADO EN EL MARCO DE LA CONSULTORÍA REALIZADA PARA LA DEFENSORÍA DEL PUEBLO POR ÁNGEL ESPINAR ÁLVAREZ, CON FONDOS DE LA AGENCIA ESPAÑOLA DE COOPERACIÓN INTERNACIONAL - AECI. ESTE MATERIAL FORMA PARTE DE UN CONJUNTO DE INICIATIVAS DE PROMOCIÓN DE VIGILANCIA CIUDADANA QUE VIENE REALIZANDO LA DEFENSORÍA DEL PUEBLO, LA MESA DE CONCERTACIÓN DE LUCHA CONTRA LA POBREZA Y EL MINISTERIO DE LA MUJER Y DESARROLLO SOCIAL - MIMDES. ESTA PUBLICACIÓN HA SIDO POSIBLE GRACIAS A LA AGENCIA SUIZA PARA EL DESARROLLO Y LA COOPERACIÓN - COSUDE © DEFENSORÍA DEL PUEBLO JIRÓN UCAYALI Nº 388, LIMA 1, PERÚ TELÉFONO: (51-1) 426-7800 FAX: (51-1) 426-7889 PORTAL: http://www.defensoria.gob.pe E-MAIL: defensor@defensoria.gob.pe DISEÑO, DIAGRAMACIÓN E ILUSTRACIONES: Carlos Cuadros LIMA, PERÚ, MARZO 2004
  3. 3. Índice Presentación .................................................................. 5 Orientaciones metodológicas para desarrollar talleres de capacitación ............................................................. 6 Recomendaciones para los formadores locales ..... 6 Recomendaciones para el uso del módulo ............. 8 1. Participar fortaleciendo la gestión pública local ..... 9 2. Para entender la vigilancia ciudadana ..................... 17 3. Organizados vigilamos mejor ................................ 25 4. ¿Qué vamos a vigilar? ............................................ 34 5. Planificando nuestra acción de vigilancia .............. 48 6. Para vigilar, necesitamos estar informados ............ 58 7. Con nuestra propuesta, fortalecemos la gestión pública .................................................................. 69 Anexo 1: Pauta Metodológica ........................................ 76 Anexo 2: Juego “El país y sus ciudadanos” ................... 77 Anexo 3: Juego “Definiendo la vigilancia ciudadana” ..... 79 Anexo 4: Juego “Los compromisos del Estado y la ciudadanía” ................................................. 80 Anexo 5: Juego “El reportaje” ....................................... 81 Anexo 6: Ficha de autoevaluación ................................. 82 Anexo 7: Ficha de evaluación del taller de capacitación en vigilancia ciudadana ................................. 83
  4. 4. MÓDULO DE CAPACITACIÓN EN VIGILANCIA CIUDADANA Presentación La protección de los derechos fundamentales y constitucionales y la supervisión de la administración estatal y de los servicios públicos, han supuesto para la Defensoría del Pueblo un esfuerzo permanente por promover una ciudadanía activa, un Estado eficiente y un vínculo ágil entre éste y la sociedad, bases para la gobernabilidad y el forta- lecimiento democrático. Desde esta perspectiva, para el éxito de los procesos de consolidación democrática y reforma del Estado en curso, resulta fundamental e imprescindible diseñar y potenciar me- canismos de intervención ciudadana a través de los cuales la pobla- ción y sus organizaciones se hagan cargo de forma responsable de la vigilancia y el control de la gestión pública, en ejercicio de los dere- chos de participación que la Constitución reconoce. En el marco del actual proceso de descentralización, la Defensoría del Pueblo busca promover el fortalecimiento de mecanismos de control y transparencia, sobre la base de la rendición de cuentas, la supervisión por organismos autónomos y competentes y el desarro- llo de iniciativas de vigilancia ciudadana. Así, la promoción de una vigilancia ciudadana orientada a contribuir al ejercicio transparente y responsable de la función pública constituye uno de los ejes priorita- rios para la actuación de la Defensoría del Pueblo. Por otro lado, de modo complementario a acciones de supervisión de los programas sociales que se viene implementando en las Oficinas Defensoriales, ponemos particular interés en la promoción de una vigilancia ciuda- dana orientada a promover un proceso de transferencia y gestión eficiente y responsable de los programas sociales por parte de los gobiernos locales. Por su parte, la Mesa de Concertación para la Lucha contra la Pobre- za busca institucionalizar la participación de la ciudadanía en el dise- ño, toma de decisiones y fiscalización de la política Social del Esta- do; para lo cual desarrolla iniciativas de coordinación con los orga- nismos estatales para establecer las condiciones que permitan un seguimiento y vigilancia de los programas sociales y de la formula- ción de políticas y estrategias de lucha contra la pobreza. En base a mecanismos concertados de trabajo, Estado y sociedad civil bus- can potenciar la participación de las organizaciones e instituciones 4
  5. 5. Tendiendo puentes... entre el Estado y la ciudadanía sociales en el actual proceso de transferencias de competencias que permita el ejercicio del principio de responsabilidad compartida, la transparencia y eficiencia en la gestión de los programas sociales a nivel local. Así mismo, el Ministerio de la Mujer y Desarrollo Social, como parte de un Estado en proceso de descentralización y en la idea de promo- ver procesos de desarrollo de capacidades que favorezcan una ges- tión local eficiente y transparente de los Programas Sociales; se suma a este esfuerzo interinstitucional para ofrecer información útil y opor- tuna a todos los actores que requieren tomar decisiones sobre la gestión de los Programas Sociales. Desde diversos organismos del Estado se han desarrollado esfuer- zos para atender de manera organizada el desarrollo de capacida- des básicas que permita a gobiernos locales y regionales asumir las nuevas competencias a transferirse. Sin embargo, resulta fundamen- tal promover la participación y vigilancia de la sociedad civil en estos procesos, a través de las redes de líderes y organizaciones sociales ya existentes y que, en esta oportunidad, asumen un rol de vigilancia para el mismo proceso de transferencia así como frente a la gestión local de los mencionados programas. Para ello, la Defensoría del Pueblo, la Mesa de Concertación de Lu- cha contra la Pobreza y el Ministerio de la Mujer y Desarrollo Social han sumado esfuerzos y voluntades para implementar un conjunto de acciones de promoción de vigilancia ciudadana dirigidos a líderes y representantes de organizaciones de la sociedad civil. Este «Módulo de Capacitación en Vigilancia Ciudadana para formadores y formadoras locales» forma parte precisamente de este esfuerzo conjunto, en tanto herramienta pedagógica que busca po- tenciar y desarrollar capacidades en los actores de sociedad civil en la vigilancia social de los programas sociales en el ámbito local. Con- fiamos en que su utilización y creativa adaptación a los contextos regionales será un aporte a la tarea de formarnos como ciudadanas y ciudadanos comprometidos con el fortalecimiento de la institucionalidad democrática en el Perú. 5
  6. 6. MÓDULO DE CAPACITACIÓN EN VIGILANCIA CIUDADANA Orientaciones metodológicas para desarrollar talleres de capacitación 1 Recomendaciones para el uso del módulo El módulo ha sido diseñado para ser un instrumento de trabajo para la capacitación en vigilancia ciudadana de líderes y lideresas locales. Al mismo tiempo es un material para ayudarte en tu pro- pia formación como formador/a local. Recuerda que se trata de una ayuda y que no todo está dicho, por eso tu iniciativa y creati- vidad son importantes cuando tengas que llevar adelante sesio- nes de capacitación. El módulo está estructurado siguiendo el orden de la planifica- ción de una acción de vigilancia ciudadana y presenta la siguien- te estructura: Título de la sesión, compuesto de una frase que puede ser usada como idea fuerza de la sesión. Objetivos de aprendizaje, en el que se presentan las com- petencias que deben alcanzar las y los participantes para em- prender acciones de vigilancia. Estos objetivos pueden ser pues- tos de forma visible de modo que pueda hacerse referencia per- manente a la meta de aprendizaje. Después de cada sesión se recomienda hacer una memoria de la sesión anterior, recapitulando los aprendizajes significativos. Reflexionando sobre la participación y la vigilancia, es una ayuda para que puedas tener una comprensión teórica del tema. Debes usar esta parte cuando tengas que preparar el taller, esto no quita que puedas complementar tu propia prepara- ción con otra información. Se sugieren en esta parte un par de preguntas que puedes usar al inicio del taller para “abrir los fue- gos” y recoger aprendizajes previos. No olvides que esta parte no debe excederse de unos 15 a 20 minutos. 6
  7. 7. Tendiendo puentes... entre el Estado y la ciudadanía Actividad para motivar la participación, consiste en una serie de dinámicas o juegos por cada sesión, para motivar la participación y la comprensión del tema de un modo más lúdico. Las actividades deben durar entre 20 a 30 minutos. Si el taller programado es de corta duración aplica sólo algunas dinámicas que sirvan para animar la participación. Herramienta para la vigilancia ciudadana, se trata de un instrumento práctico para implementar acciones de vigilan- cia. Es clave el manejo de estos instrumentos y el ponerlos en práctica durante la acción vigilante. La vigilancia ciudadana es una especie de caja de herramientas que uno aplica paso a paso y según las necesidades que presenta la vigilancia. Las dos primeras sesiones no contienen herramientas dado que se tratan de sesiones introductorias y generales. Soporte legal para vigilantes, contiene fragmentos de la normatividad vigente como una ayuda a tu trabajo de capacita- ción y como soporte legal de las acciones de vigilancia que pue- das a emprender. Básicamente es un material de lectura. Al final del módulo se encuentran los “Anexos” de las activida- des, los cuales pueden ser fotocopiados o reproducidos según las necesidades de capacitación. También están a tu disposición las fichas de evaluación para re- conocer los aprendizajes logrados y el funcionamiento del taller de capacitación. No olvides que al finalizar una sesión o todo el taller hay que dar un espacio para la evaluación. Para confeccionar la pauta metodológica (Anexo 1) del taller, te sugerimos que des prioridad a los temas tomando en cuenta las necesidades de capacitación y la disponibilidad de tiempo de los y las participantes. 7
  8. 8. MÓDULO DE CAPACITACIÓN EN VIGILANCIA CIUDADANA Es importante que cuando elabores la pauta del taller incorpores las sesiones de un modo ordenado. No necesariamente tienes que desarrollar todo, sólo aquellos temas que respondan a la necesidad de los participantes. Pero también hay un mínimo in- dispensable: las sesiones cuarta, quinta y sexta. Sin estas sesio- nes sería difícil entender la vigilancia en su sentido práctico. 2 Recomendaciones prácticas para los/las formadores/as locales Cuando trabajamos con organizaciones sociales en talleres de capacitación es fundamental tener en cuenta algunos consejos prácticos que pueden ayudarnos a desarrollar óptimamente nues- tras sesiones de capacitación. a. Procurar generar un clima de confianza y de reconocimiento. Recuerda que es muy importante recoger de las experiencias de la gente. b. Alienta a que todos participen y recuerda que las personas par- ticipan de diferentes maneras. c. Equilibra la participación de modo que todos puedan hablar. Una regla de oro en la facilitación es hablar lo necesario para dejar espacio a que los demás se expresen. d. Mantén al grupo enfocado en la tarea y en el proceso de aprendizaje. e. No olvides manejar una buena ubicación y desplazamiento de modo que puedas llegar y escuchar a todos. Mira a las y los participantes y llámalos amablemente por sus nombres. f. Prepara con tiempo el tema que vas a desarrollar y los mate- riales que vas a usar. Pero al mismo tiempo aprende a sentirte cómodo/a en la ambigüedad, recuerda que no eres tú quien controla la ruta de aprendizaje, sólo eres el/la guía. 8
  9. 9. 1 PARTICIPAR FORTALECIENDO LA GESTIÓN PÚBLICA LOCAL Objetivos de aprendizaje Conocer el proceso de descentralización y la transferencia de los programas sociales. Comprender que con la participación y la vigilancia ciudadana fortalecemos la gestión pública. 9
  10. 10. MÓDULO DE CAPACITACIÓN EN VIGILANCIA CIUDADANA Reflexionando sobre la participación y la vigilancia • ¿Qué conocemos del proceso de descentralización y la transferencia de los programas sociales? • ¿Qué experiencias de participación y vigilancia ciudadana tenemos o conocemos respecto a la gestión pública en nuestra localidad? La descentralización constituye un proceso y una realidad que nos involucra a todos y exige de nuestra parte participar y vigilar, para que las decisiones y acciones que competen a las instancias locales, regio- nales y nacionales sean en beneficio de todos. La participación y la vigilancia ciudadana como formas de vivir nuestra condición de ciuda- danos y ciudadanas nos comprometen con los procesos de democra- tización que vive nuestro país. Para ello es importante conocer qué implica la descentralización y qué competencias y recursos serán descentralizados a nuestros gobiernos locales o regionales. En primer lugar, la descentralización implica una nueva forma de organizar las decisiones en el país. Según la Ley de Bases de Descentralización y la Ley Orgánica de Gobiernos Regionales, nuestro país está integrado por regiones, departamentos, provincias y distritos. En estas circunscripciones se constituye y organiza el gobierno a nivel nacional, regional y local. Pero no se trata sólo de una nueva organización geográfica o jurisdiccio- nal, ni tan sólo de traspaso de presupuesto o patrimonios. Se trata sobre todo de la incorporación de nuevas competencias que permitan a las distintas instancias de gobierno decidir, con la participación de la ciu- dadanía, aquello que permita alcanzar el desarrollo para todos. En segundo lugar, la descentralización implica una gestión democrática de los asuntos públicos. El centralismo no sólo se ha dado a nivel del gobierno central, sino también en el tipo de gestión de las autoridades públicas, tanto en el nivel sectorial como municipal. Hemos tenido auto- 10
  11. 11. Tendiendo puentes... entre el Estado y la ciudadanía ridades acostumbradas a gobernar solas o con su propia gente, ne- gando a la ciudadanía la posibilidad de participar en la gestión de lo público. Como ciudadanos muchas veces no se nos ha tomado en cuen- ta en las decisiones que tienen que ver con nuestra vida en común. Por ello, la descentralización requiere de nuestra participación en las deci- siones y en el manejo de la gestión pública local o regional. Como parte de los procesos de descentralización, a partir del 2003 los programas sociales de lucha contra la pobreza y los proyectos de inver- sión e infraestructura productiva, vienen siendo transferidos a los Go- biernos Locales y Regionales, en función de las capacidades de gestión de cada Gobierno Regional y Local. Es importante tomar en cuenta que la mitad de la población de nuestro país vive en pobreza y que el 24% está en situación de extrema pobreza. Para atender algunos aspectos específicos de esta situación el Estado ha diseñado los programas sociales, los cuales consisten en acciones y recursos que permiten mitigar las carencias o problemas de la pobla- ción que se encuentra en situaciones de emergencia o de abandono. Estos programas serán administrados por los gobiernos regionales o locales según corresponda, pero requieren de nuestra participación tanto en la gestión compartida como en la vigilancia para su correcta administración, de modo que cumplan con los fines para los que fue- ron creados. 11
  12. 12. MÓDULO DE CAPACITACIÓN EN VIGILANCIA CIUDADANA El Ministerio de la Mujer y Desarrollo Social-MIMDES, ha agrupado los fondos, proyectos y programas de lucha contra la pobreza en tres rubros: • Asistencia y Seguridad Alimentaria (PRONAA) • Inversión Social y Productiva en la Lucha Contra la Pobreza y For- talecimiento de Capacidades (FONCODES, COOPOP, PAR; INABIF) • Programas de Apoyo y Promoción a Personas y Familias en Situa- ción de Riesgo y Discriminación (INABIF Pandillas-PAR, Programa , Wawa Wasi, Programa contra la Violencia Familiar y Sexual) Están incluidos en estos fondos y proyectos, el Programa Nacional de Rehabilitación de Cuencas Hidrográficas-PRONAMACHS, a cargo del Ministerio de Agricultura; el Programa de Rehabilitación de Vías- PROVIAS Rural, a cargo del Ministerio de Transportes y Comunicacio- nes; el Organismo para la Reconstrucción y Desarrollo del Sur- ORDESUR, bajo la responsabilidad del Ministerio de Vivienda y Cons- trucción y Pequeños Sistemas de Electrificación Rural a cargo del Ministerio de Energías y Minas. Como podemos ver, muchas decisiones y recursos pasarán a manos de la administración municipal o regional, y nuestra participación es funda- mental para que la gestión sea compartida y vigilemos el correcto mane- jo de estos programas como manda la Ley. No olvidemos que participar es un derecho y una responsabilidad ciuda- dana a intervenir activamente en los asuntos públicos. Podemos partici- par de diversas formas: i) a través de los mecanismos que contempla la Constitución (referendum, remoción y revocatoria de autoridades); ii) a través de los procesos de concertación que generan espacios de en- cuentro entre vigilantes y vigilados; iii) a través de la cogestión, en la que podemos intervenir junto con los funcionarios públicos en la con- ducción y manejo de proyectos y programas locales; y, iv) a través de la vigilancia ciudadana, participando en acciones de fiscalización y con- trol de la gestión pública. 12
  13. 13. Tendiendo puentes... entre el Estado y la ciudadanía Actividad para motivar la participación “El país y sus ciudadanos” Objetivo: Que los/las participantes reflexionen sobre su condición de ciuda- danos a partir de situaciones que fortalecen o vulneran sus dere- chos. Materiales: Tiza, tarjetas de color rosado y celeste (ver anexo 2), plumones, dado (puede ser hecho de cartulina). 13
  14. 14. MÓDULO DE CAPACITACIÓN EN VIGILANCIA CIUDADANA Desarrollo: 1. El/la facilitador/a previamente dibuja en el piso un camino con pasos del 1 al 15. Otra alternativa es construir el camino con hojas de papel numeradas que son pegadas en el piso. 1 2 3 4 5 6 7 8 2. Los participantes se organizan en dos grupos y un represen- tante de cada grupo se coloca en el punto de partida (detrás del paso 1), mientras los demás están al costado. 3. El/la facilitador/a tiene los dos grupos de tarjetas y entrega una de ellas al participante según el tipo de número que saque al lanzar el dado. • Si le toca número impar deberá leer en voz alta y comen- tar con la ayuda de su grupo el contenido de la tarjeta de color rosado. • Si le toca un número par deberá leer en voz alta una tarjeta celeste y realizar la actividad sugerida con ayuda de sus demás compañeros y compañeras. 4. Cada participante debe tirar el dado y leer la tarjeta que le toque. A medida que van tirando el dado, el representante del grupo irá avanzando en el espacio que le corresponda. Gana el juego el grupo que llega primero a la meta. Si sobran tarje- tas y alcanza el tiempo, cada grupo toma una, lee, comenta o cumple con la tarea sugerida. 14
  15. 15. Tendiendo puentes... entre el Estado y la ciudadanía Soporte legal para los vigilantes Ley 27783, Ley de Bases de la Descentralización Artículo 17º.- Participación Ciudadana 17.1 Los gobiernos regionales y locales están obligados a promover la participación ciudadana en la formulación, debate y concertación de sus planes de desarrollo y presupuestos, y en la gestión pública. Para este efecto deberán garantizar el acceso de todos los ciudadanos a la informa- ción pública, con las excepciones que señala la ley, así como la conforma- ción y funcionamiento de espacios y mecanismos de consulta, concertación, control, evaluación y rendición de cuentas. 17.2. Sin perjuicio de los derechos políticos que asisten a todos los ciu- dadanos de conformidad con la Constitución y la ley de la materia, la participación de los ciudadanos se canaliza a través de los espacios de consulta, coordinación, concertación y vigilancia existentes, y los que los gobiernos regionales y locales establezcan de acuerdo a ley. Artículo 21º.- Fiscalización y control 21.1. Los gobiernos regionales y locales son fiscalizados por el Consejo Regional y el Concejo Municipal respectivamente, conforme a sus atribu- ciones propias. 21.2. Son fiscalizados también por los ciudadanos de su jurisdicción, con- forme a Ley. 15
  16. 16. MÓDULO DE CAPACITACIÓN EN VIGILANCIA CIUDADANA Ley 27867, Ley Orgánica de Gobiernos Regionales Artículo 8°.- Principios rectores de las políticas y la gestión regional La gestión de los gobiernos regionales se rige por los siguientes principios: 1. Participación.- La gestión regional desarrollará y hará uso de instan- cias y estrategias concretas de participación ciudadana en las fases de formulación, seguimiento, fiscalización y evaluación de la ges- tión de gobierno y de la ejecución de los planes, presupuestos y proyectos regionales. 2. Transparencia.- Los planes, presupuestos, objetivos, metas y resul- tados del Gobierno Regional serán difundidos a la población. La implementación de portales electrónicos en internet y cualquier otro medio de acceso a la información pública se rige por la Ley de Trans- parencia y Acceso a la Información Pública N° 27806. 3. Gestión moderna y rendición de cuentas.- La Administración Públi- ca Regional está orientada bajo un sistema moderno de gestión y sometida a una evaluación de desempeño. Los gobiernos regiona- les incorporarán a sus programas de acción mecanismos concretos para la rendición de cuentas a la ciudadanía sobre los avances, lo- gros, dificultades y perspectivas de su gestión. La Audiencia Públi- ca será una de ellas. Los titulares de la administración pública regio- nal son gestores de los intereses de la colectividad y están someti- dos a las responsabilidades que la ley establezca. Artículo 75º.- Régimen de fiscalización y control a. Fiscalización El Gobierno Regional está sujeto a la fiscalización permanente del Con- greso de la República, del Consejo Regional y la ciudadanía, conforme a ley y al Reglamento del Consejo Regional. La fiscalización se ejerce con arreglo a los principios de gestión pública regional señalados en la presente Ley. 16
  17. 17. 2 PARA ENTENDER LA VIGILANCIA CIUDADANA Objetivos de aprendizaje Reconocer la importancia de la vigilancia ciu- dadana como mecanismo de participación que contribuye al fortalecimiento de la ges- tión pública. Conocer los alcances de la vigilancia ciuda- dana en los procesos de descentralización que vive el país. 17
  18. 18. MÓDULO DE CAPACITACIÓN EN VIGILANCIA CIUDADANA Reflexionando sobre la participación y la vigilancia • ¿Qué sabemos de la vigilancia ciudadana? • ¿Cómo puede servirnos la vigilancia ciudadana para que la gestión pública sea más eficiente y transparente? La descentralización implica una mayor capacidad de los gobiernos locales o regionales para tomar decisiones en el manejo de los asun- tos públicos a favor del desarrollo y el bienestar de la ciudadanía. Esto significa que el uso de los recursos y las acciones que emprendan las diferentes instancias de gobierno, en el nivel local, regional o central, deben estar orientados por los criterios de la eficiencia, la transparen- cia y la participación ciudadana. Uno de los mecanismos de participación que permite a la ciudadanía velar por el cumplimiento de estos criterios es la vigilancia ciudadana. Algunos todavía confunden la vigilancia ciudadana con la seguridad ciudadana. Por ello es importante aclarar su significado y sentido. La vigilancia ciudadana es un derecho y un mecanismo de participa- ción que los ciudadanos y ciudadanas pueden ejercer para fiscalizar o controlar la gestión pública con el fin de fortalecerla y concertar sus propuestas para lograr el desarrollo de todos. El vigilar no es una concesión que hace el Estado a los ciudadanos y tampoco la búsqueda gratuita de la confrontación de la sociedad civil con el Estado. Se trata de tender puentes entre la ciudadanía y las autoridades y funcionarios públicos. En ese sentido, la vigilancia ciu- dadana es propositiva, ya que su finalidad es contribuir a la democra- tización de la gestión pública, para que ésta sea más transparente, eficiente y participativa. Por otro lado, la vigilancia ciudadana funciona como un derecho facilita- dor, es decir, un derecho que permite incorporar otros derechos ciudada- nos. Por ejemplo, es fundamental para la vigilancia tener acceso a la infor- mación pública como derecho que tiene todo ciudadano y ciudadana a estar informado de todo lo que concierne a la gestión local o regional. 18
  19. 19. Tendiendo puentes... entre el Estado y la ciudadanía VIGILANCIA Poderes del Estado, organismos públicos, programas y proyectos sociales, etc. SOCIEDAD ENTIDADES CIVIL PÚBLICAS Espacios mixtos: Comités de gestión VIGILANCIA Núcleos ejecutores, etc. Por otro lado, la vigilancia no es sólo controlar o fiscalizar, sino también contribuir con propuestas para solucionar los problemas o mejorar la gestión pública. Por ejemplo, que las organizaciones sociales vincula- das a los programas alimentarios participen en los comités de gestión junto con los responsables municipales de los programas. Por tanto, la participación en la vigilancia ciudadana ayuda a: • Afirmarnos como ciudadanos y ciudadanas a través del ejercicio de nuestros derechos y responsabilidades cívicas. • Participar en la gestión local tendiendo puentes con el Estado o la Municipalidad sobre la base de una relación de concertación para fortalecer el proceso de descentralización y promover el desarrollo. • Consolidar la democracia sobre la base de la transparencia de las decisiones y acciones de la gestión pública para prevenir o erradicar actos de corrupción y uso político. 19
  20. 20. MÓDULO DE CAPACITACIÓN EN VIGILANCIA CIUDADANA Actividad para motivar la participación Objetivo: Que los participantes compartan sus nociones acerca de la vigilancia ciudadana y se pongan de acuerdo para construir una definición. Materiales: Tarjetas, papelógrafo, plumones (anexo 3) Desarrollo: 1. Se forman grupos de 5 a 10 personas. 2. El/la facilitador/a prepara previamente las tarjetas que se encuen- tran en el anexo (hay que tener tres juegos de tarjetas por grupo) y las coloca en el piso con las palabras hacia arriba. 20
  21. 21. Tendiendo puentes... entre el Estado y la ciudadanía 3. Cada participante del grupo escoge tres palabras que conside- ra define la vigilancia ciudadana. Las tarjetas restantes se reti- ran del juego. 4. Cada participante muestra y lee las palabras que escogió y fun- damenta su noción de la vigilancia ciudadana. 5. Una vez que todos hayan presentado su noción de la vigilancia, vuelven a colocar todas las tarjetas en el piso, y se ponen de acuerdo para eliminar tarjetas hasta quedarse con sólo cinco tarjetas. 6. El grupo debe ponerse de acuerdo para ordenar las cinco pala- bras para elaborar una frase que defina la vigilancia ciudadana y la escriben en un papelógrafo. 7. Si hay más de un grupo, cada grupo presenta su definición en plenario y se analiza las semejanzas y diferencias. Soporte legal para los/las vigilantes Ley 27972, Ley de Gobiernos Locales Artículo 111º.- Participación y control vecinal Los vecinos de una circunscripción municipal intervienen en forma indivi- dual o colectiva en la gestión administrativa y de gobierno municipal a través de mecanismos de participación vecinal y del ejercicio de dere- chos políticos, de conformidad con la Constitución y la respectiva ley de la materia. Artículo 112º.- Participación vecinal Los gobiernos locales promueven la participación vecinal en la formula- ción, debate y concertación de sus planes de desarrollo, presupuesto y gestión. Para tal fin deberá garantizarse el acceso de todos los vecinos a la infor- mación. 21
  22. 22. MÓDULO DE CAPACITACIÓN EN VIGILANCIA CIUDADANA Artículo 113º.- Ejercicio del derecho de participación El vecino de una jurisdicción municipal puede ejercer su derecho de parti- cipación vecinal en la municipalidad de su distrito y su provincia, mediante uno o más de los mecanismos siguientes: 1. Derecho de elección a cargos municipales. 2. Iniciativa en la formación de dispositivos municipales. 3. Derecho de referéndum. 4. Derecho de denunciar infracciones y de ser informado. 5. Cabildo Abierto, conforme a la ordenanza que lo regula. 6. Participación a través de Juntas Vecinales, comités de vecinos, aso- ciaciones vecinales, organizaciones comunales, sociales u otras si- milares de naturaleza vecinal. 7. Comités de gestión. Artículo 114º.- Iniciativa en la formación de dispositivos municipales La iniciativa en la formación de dispositivos municipales es el derecho mediante el cual los vecinos plantean al gobierno local la adopción de una norma legal municipal de cumplimiento obligatorio por todos o una parte de los vecinos de la circunscripción o del propio concejo municipal. La iniciativa requiere el respaldo mediante firmas, certificadas por el RENIEC, de más del 1 % (uno por ciento) del total de electores del distrito o provin- cia correspondiente. El concejo municipal, a propuesta del alcalde, aprobará las normas para el ejercicio de la iniciativa a que se refiere el presente artículo. Artículo 115°.- Derecho de referéndum El referéndum municipal es un instrumento de participación directa del pueblo sobre asuntos de competencia municipal, mediante el cual se pro- nuncia con carácter decisorio, respecto a la aprobación o desaprobación de las ordenanzas municipales, excepto aquellas de naturaleza tributaria que estén de acuerdo a ley. El referéndum municipal es convocado por el Jurado Nacional de Eleccio- 22
  23. 23. Tendiendo puentes... entre el Estado y la ciudadanía nes a través de su instancia local o regional, a pedido del concejo municipal o de vecinos que representen no menos del 20% (veinte por ciento) del número total de electores de la provincia o el distrito, según corresponda. El referéndum municipal se realiza dentro de los 120 (ciento veinte) días siguientes al pedido formulado por el Concejo Municipal o por los vecinos. El Jurado Electoral fija la fecha y las autoridades políticas, militares, policiales, y las demás que sean requeridas, prestan las facilidades y su concurrencia para la realización del referéndum en condiciones de normalidad. Para que los resultados del referéndum municipal surtan efectos legales, se requiere que hayan votado válidamente por lo menos el 35% (treinta y cinco por ciento) del total de electores de la circunscripción consultada. El referéndum municipal obliga al concejo municipal a someterse a sus resultados y, en consecuencia, a dictar las normas necesarias para su cum- plimiento. Pasados los tres años un mismo tema puede someterse a refe- réndum municipal por segunda vez. Artículo 116°.- Juntas vecinales comunales Los concejos municipales, a propuesta del alcalde, de los regidores, o a peti- ción de los vecinos, constituyen juntas vecinales, mediante convocatoria pú- blica a elecciones; las juntas estarán encargadas de supervisar la prestación de servicios públicos locales, el cumplimiento de las normas municipales, la ejecución de obras municipales y otros servicios que se indiquen de manera precisa en la ordenanza de su creación. Las juntas vecinales comunales, a través de sus representantes acreditados, tendrán derecho a voz en las se- siones del concejo municipal. El concejo municipal aprueba el reglamento de organización y funciones de las juntas vecinales comunales, donde se determinan y precisan las normas generales a que deberán someterse. Artículo 117º.- Comites de gestión Los vecinos tienen derecho de coparticipar, a través de sus representan- tes, en comités de gestión establecidos por resolución municipal para la ejecución de obras y gestiones de desarrollo económico. En la resolución municipal se señalarán los aportes de la municipalidad, los vecinos y otras instituciones. 23
  24. 24. MÓDULO DE CAPACITACIÓN EN VIGILANCIA CIUDADANA Artículo 118°.- Derecho de denunciar infracciones y a ser informado Los vecinos tienen el derecho de formular denuncias por escrito sobre infracciones, individual o colectivamente, y la autoridad municipal tiene la obligación de dar respuesta en la misma forma en un plazo no mayor de 30 (treinta) días hábiles, bajo responsabilidad directa del funcionario, regi- dor o alcalde, según sea el caso, y a imponer las sanciones correspon- dientes o, en caso pertinente, a declarar de manera fundamentada la improcedencia de dicha denuncia. La municipalidad establecerá mecanismos de sanción en el caso de de- nuncias maliciosas. El vecino tiene derecho a ser informado respecto a la gestión municipal y a solicitar la información que considere necesaria, sin expresión de cau- sa; dicha información debe ser proporcionada, bajo responsabilidad, de conformidad con la ley en la materia. Artículo 119º.- Cabildo abierto El cabildo abierto es una instancia de consulta directa del gobierno local al pueblo, convocada con un fin específico. El concejo provincial o el distrital, mediante ordenanza reglamentará la convocatoria a cabildo abierto. 24
  25. 25. 3 ORGANIZADOS VIGILAMOS MEJOR Objetivos de aprendizaje Reconocer la importancia de la organización en los procesos de participación y vigilan- cia de la gestión pública. Definir el perfil de los y las vigilantes y las funciones del comité de vigilancia en los procesos de participación y vigilancia. 25
  26. 26. MÓDULO DE CAPACITACIÓN EN VIGILANCIA CIUDADANA Reflexionando sobre la participación y la vigilancia • ¿Cómo vemos la participación de las organizaciones sociales? • ¿Qué características (valores, tipos de liderazgo) definen a los miembros y líderes de nuestra organización? Los actuales procesos de democratización que vive nuestro país re- quieren de nuestra participación como ciudadanos. Pero es funda- mental estar organizados si queremos lograr intervenir en las decisio- nes que tienen que ver con los problemas y el desarrollo de nuestra localidad, sobre todo para lograr que nuestras propuestas sean toma- das en cuenta por quienes tienen la responsabilidad de conducir los asuntos públicos. Nuestro país tiene muchas y excelentes experiencias participativas ci- mentadas en el sentido comunitario y solidario que existe en la gen- te que ha contribuido a superar problemas de pobreza y hambre. Ejem- plo de ello, son las organizaciones de mujeres de los comedores popu- lares y el vaso de leche, las juntas vecinales, los grupos defensores del medio ambiente, etc. Pero también la participación tiene la otra cara de la moneda, cuando existen organizaciones que son usadas con fines personales o políti- cos, cuando los y las dirigentes tienen actitudes poco democráticas y llevan años sin renovarse en los cargos, cuando se usan mal los recur- sos que están destinados a atender las necesidades de los más po- bres. Estas formas de participación en la organización son las que no construyen democracia ni generan desarrollo personal ni comunitario. La participación y vigilancia de la gestión pública requiere de una ciuda- danía organizada y cimentada sobre bases democráticas y transparen- 26
  27. 27. Tendiendo puentes... entre el Estado y la ciudadanía tes. Ahora que el proceso de descentralización está implicando la trans- ferencia de competencias y recursos a los gobiernos locales y regio- nales, y la gestión de éstos requiere la participación de los ciudada- nos; es fundamental que así como exigimos eficiencia y transparen- cia a las autoridades y funcionarios públicos, nosotros como ciuda- danos y ciudadanas seamos los primeros en demostrar con nuestras actitudes y acciones que somos democráticos, solidarios, transpa- rentes y honestos. El contexto actual nos brinda una oportunidad para que nuestra organi- zación participe en la gestión pública. Por ejemplo, en la gestión y vigi- lancia de los programas sociales de lucha contra la pobreza, o en la vigilancia de la ejecución de las obras a cargo del comité de gestión o núcleo ejecutor en coordinación con la Municipalidad y Foncodes, o vigilar el cumplimiento de las asignaciones presupuestales y realización de obras del presupuesto participativo priorizadas en el plan de desa- rrollo local. Hay muchas posibilidades para participar y vigilar, pero de- finitivamente necesitamos estar organizados para ello. Si ya tenemos nuestra organización, es importante reflexionar en grupo la importancia que puede tener la vigilancia ciudadana como mecanis- mo de participación y de qué formas podemos organizarnos mejor para realizar una acción de vigilancia. Pero también es importante motivar a aquellos que no están organizados y pueden constituirse en un comité de vigilancia. Por ejemplo, hay beneficiarios de los programas de vaso de leche o de comedores populares que sólo están recibiendo la ayuda pero no participan directamente. Ellos podrían constituir un comité de vigilancia, o cualquier grupo de vecinos que tengan interés en una ac- ción concreta y sostenida. No olvidemos que el comité de vigilancia es una organización de la so- ciedad civil integrada por ciudadanos y ciudadanas de una localidad que busca contribuir a la democratización de la gestión pública. En ese sentido, las acciones del comité de vigilancia están orientadas a esta- blecer relaciones de diálogo y participación con las entidades del Esta- do, en el nivel central, regional o local a través de iniciativas de fiscaliza- ción o control social de las acciones de las autoridades y funcionarios, así como del uso de los recursos públicos. 27
  28. 28. MÓDULO DE CAPACITACIÓN EN VIGILANCIA CIUDADANA Actividad para motivar la participación “Los valores de la organización” Objetivo: Que los y las participantes identifiquen y reflexionen en torno a los valores que más ayudan al fortalecimiento de su organización. Materiales: Papelógrafo, tarjetas de colores, plumones. Desarrollo: 1. Se forman 3 ó 4 grupos y se les pide a los/las participantes que le pongan un nombre. 2. A cada grupo se le entrega 10 tarjetas que simularán billetes de 28
  29. 29. Tendiendo puentes... entre el Estado y la ciudadanía 100 soles cada uno, con los cuales deberán adquirir tres valo- res que consideran fortalecerá más a su organización. 3. Se coloca una lista de valores que serán subastados: C O M P R O M I S O -T R A N S PA R E N C I A - H O N E S T I D A D - RESPONSABILIDA D -DEMOCRACIA- SOLIDARIDAD - SINCERIDAD-LEALTAD-PERSEVERANCIA-RESPETO-JUSTICIA- CONFIANZA-ORDEN. 4. Cada grupo tendrá unos minutos para ponerse de acuerdo qué valores va adquirir y deberá elegir un representante para el mo- mento de la subasta. 5. El/la facilitador/a grafica en un papelógrafo una tabla colocan- do los nombres de los grupos y los valores que el grupo va adquiriendo. 6. Se subasta valor por valor hasta lograr agotar todos, según el número de grupos participantes. 7. Al finalizar la subasta compartirán: • ¿Lograron conseguir los valores que habían elegido? • ¿Cómo lograron elegir o ponerse de acuerdo sobre los valores que querían? ¿Por qué consideraron que eran los valores más importantes para su organización? • ¿Qué valores creen que falta poner en práctica en su organización? Herramienta para la vigilancia ciudadana “Organizando el comité de vigilancia ciudadana” Cuando existen organizaciones sociales que ya vienen actuando en el espacio local y quieren implementar una acción de vigilancia, lo único que deben plantearse es la necesidad de fortalecer la organización y definir las nuevas responsabilidades que implica su participación a través de la vigilancia. Por ejemplo, las organizaciones de los comedo- res populares, que ya tienen incluso reconocimiento municipal, sólo tendrán que adecuar funciones y responsabilidades según el tipo de vigilancia que van a realizar. 29
  30. 30. MÓDULO DE CAPACITACIÓN EN VIGILANCIA CIUDADANA Cuando se trate de grupos nuevos que quieren participar en la vigilan- cia, es fundamental que definan no sólo los objetivos de la organiza- ción y las responsabilidades a asumir, sino también que logren regis- trarse y ser reconocidos ante la entidad municipal. Hay casos en los que una organización grande formará un equipo de vigilancia como parte de la organización, ella misma asumirá las fun- ciones de un comité de vigilancia, o se formará un comité totalmente nuevo. En todos los casos es importante asegurar el reconocimiento municipal y definir responsabilidades. El siguiente cuadro ayuda a establecer responsabilidades y funciones del comité de vigilancia. Es importante tomar en cuenta las responsabi- lidades ya existentes en la organización para no generar duplicidades de cargos, y al mismo tiempo, tener la flexibilidad suficiente para ade- cuar las funciones de la organización según el tipo de vigilancia que se vaya a emprender. Al inicio puede que haya poca claridad sobre lo que cada uno debe hacer, pero a medida que vaya avanzando la acción de vigilancia las responsabilidades serán más claras. No olvidar que lo fun- damental es elegir democráticamente a nuestros representantes. NOMBRE DEL COMITÉ DE VIGILANCIA: DISTRITO: Responsabilidad o cargos Funciones Coordinador(a) Representa al comité y se encarga de animar y conducir las reuniones del comité. Responsables de información Responsables de organizar la información que proveen los vigilantes; promueve el análisis y difusión de la información. Tesorero(a) Responsable de los recursos materia- les y económicos del comité. Equipos de vigilantes Responsables de las tareas de vigilan- cia programadas en el comité: obser- vación, trámites, entrevistas, etc. Otras responsabilidades 30
  31. 31. Tendiendo puentes... entre el Estado y la ciudadanía Soporte legal para los/las vigilantes Ley Nº 25307, Declaran de prioritario interés nacional la labor que realizan los Clubes de Madres, Comités de Vaso de Leche, Comedores Populares Autogestiona- rios, Cocinas Familiares, Centros Familiares, Centros Materno Infantiles y demás organizaciones sociales de base, en lo referido al servicio de apoyo alimentario que brindan a las familias de menores recursos. Artículo 1º.- En concordancia con lo dispuesto en el Artículo 2, numeral 16 y en el Artículo 3 de la Constitución Política, declárase de prioritario interés na- cional la labor que realizan los Clubes de Madres, Comités de Vaso de Leche, Comedores Populares Autogestionarios, Cocinas Familiares, Cen- tros Familiares, Centros Materno Infantiles y demás organizaciones so- ciales de base, en lo referido al servicio de apoyo alimentario que brin- dan a las familias de menores recursos. Artículo 2º.- Las Organizaciones Sociales de Base, tienen existencia legal y personería jurídica. Para ser reconocidas como tales basta con su inscripción en los Registros Públicos Regionales. Estos registros, abrirán un libro especial de Organizaciones Sociales de Base. Artículo 8º.- El Programa de apoyo a la labor alimentaria de las organizaciones socia- les de base, estará a cargo de un Comité de Gestión, el mismo que está constituido por los representantes de las Organizaciones Sociales de Base que realizan labor alimentaria, un representante del Ministerio de Agricultura y un representante del Gobierno Local correspondiente. El Presidente del Comité de Gestión es elegido por sus miembros en vota- ción democrática. 31
  32. 32. MÓDULO DE CAPACITACIÓN EN VIGILANCIA CIUDADANA Artículo 9º.- La participación de las Organizaciones Sociales de Base en el progra- ma creado por esta Ley se da tanto en la ejecución de sus fines, como en el control y fiscalización del cumplimiento de los mismos y del programa en su conjunto. Ley Nº 27731, Ley que regula la participación de los Clubes de Madres y Come- dores Populares Autogestionarios en los Programas de Apoyo Alimentario Artículo 2º.- De la participación de los Clubes de Madres y Comedores Populares Autogestionarios Los Clubes de Madres, Comedores Populares Autogestionarios y otras organizaciones beneficiarias, participan a través de una representante de cada uno de éstos, en calidad de Delegadas Ad Honorem, con voz y voto, en los órganos administrativos centrales y desconcentrados encar- gados de las siguientes funciones: a. En el diseño de la política y los objetivos anuales de los Programas de Apoyo Alimentario y Nutricional. b. En la determinación de la población beneficiaria de los Programas de Apoyo Alimentario y Nutricional. c. En la definición de la canasta integral de alimentos que se otorgan a las beneficiarias de los Programas de Apoyo Alimentario, confor- me a los criterios técnicos que establezca el Instituto Nacional de Salud. d. En la fiscalización de los recursos destinados a los Programas de Apoyo Alimentario y Nutricional. e. En la supervisión del adecuado cumplimiento de las metas y pla- nes de los Programas de Apoyo Alimentario y Nutricional. f. En la evaluación del funcionamiento del PRONAA relativo a la efica- cia para llegar a los sectores más pobres, a la incidencia del gasto administrativo en el costo de adquisición y distribución de alimen- tos, al eventual desvío de los insumos y productos alimenticios y a la forma cómo se vincula la adquisición de alimentos con la activi- dad productiva interna. 32
  33. 33. Tendiendo puentes... entre el Estado y la ciudadanía g. Y, otros que pueda establecer el Reglamento. Artículo 3º.- De la participación de los Clubes de Madres y Comedores Populares Autogestionarios en los Comités de Adquisiciones Las organizaciones sociales de base, participan a través de una represen- tante de los Clubes de Madres, una de los Comedores Autogestionarios y una de las otras organizaciones beneficiarias, en calidad de Veedoras Ad Honorem, con voz pero sin voto, en los Comités Especiales, Comités Es- peciales Permanentes y las Comisiones de Adquisiciones del PRONAA, que lleven a cabo los procesos de selección para la adquisición de insumos y productos alimenticios relativos a los programas de apoyo alimentario, en el marco de los dispuesto por el Texto Único Ordenado de la Ley de Contrataciones y Adquisiciones del Estado, aprobado por el Decreto Su- premo Nº 012-2001-PCM; y en los Procesos de Adquisición Directa de Productos Alimenticios a Productores Locales, regulados por la Ley Nº 27060, modificada por la Ley Nº 27418. 33
  34. 34. 4 ¿QUÉ VAMOS A VIGILAR? Objetivos de aprendizaje Identificar las responsabilidades públicas presen- tes en los problemas que afectan a la comuni- dad y en el manejo de los programas sociales. Determinar los objetos de vigilancia en los programas sociales de lucha contra la pobreza que orienten la implementación de acciones de vigilancia. 34
  35. 35. Tendiendo puentes... entre el Estado y la ciudadanía Reflexionando sobre la participación y la vigilancia • ¿Cómo vemos la actuación (eficiencia y transparencia) del Estado o la Municipalidad en nuestra localidad? • ¿Qué pueden hacer los ciudadanos y ciudadanas para con- tribuir con un Estado transparente y eficiente? La participación y la vigilancia ciudadana permite a los ciudadanos y ciudadanas intervenir en los asuntos públicos para buscar soluciones a los problemas que afectan a la comunidad y contribuir en la construc- ción de un Estado transparente y eficiente. Se trata de construir puen- tes entre las organizaciones de la sociedad civil y el Estado. Eso es lo que queremos, un Estado sólido y una sociedad civil vigorosa. En nuestro país el ejercicio de la ciudadanía comienza en los problemas que nos afectan o cuando vemos que nuestros derechos son vulnera- dos. En ese sentido la vigilancia ciudadana tiene su punto de partida y de llegada en algún problema concreto que queremos cambiar. Pero los problemas vinculados con la vigilancia ciudadana son aque- llos en los que el Estado o la Municipalidad tienen alguna o total res- ponsabilidad. Por ejemplo, si la basura se acumula en las calles donde vivimos y encima los recibos de arbitrios nos vienen muy altos, afec- tando con ello nuestra salud y nuestra precaria economía, es evidente la responsabilidad que tiene la Municipalidad por el deficiente servicio que presta a la comunidad. Un paso importante en la vigilancia ciudadana es determinar el objeto de vigilancia. Si este paso está claro, el resto de acciones estarán bien orientadas y nos ayudarán a no dispersarnos. El objeto de vigilancia responde a la pregunta: ¿qué vamos a vigilar? Es importante tomar en cuenta que el objeto de vigilancia está relacionado con el problema que nos afecta en el que el Estado o la Municipalidad tiene algún tipo de responsabilidad. Y esta responsabilidad generalmente está aso- ciada con el comportamiento de las autoridades o de los funcionarios públicos y el manejo de los recursos públicos. 35
  36. 36. MÓDULO DE CAPACITACIÓN EN VIGILANCIA CIUDADANA Los siguientes ejemplos de objetos de vigilancia nos muestran la res- ponsabilidad del Estado o la Municipalidad en los problemas que afec- tan los derechos o el bienestar de la comunidad: • El cumplimiento de las leyes vigentes en las responsabilidades administrativas del Estado. Por ejemplo, acceso a información pública solicitada por los ciudadanos y cudadanas. • El uso transparente y eficiente de los recursos económicos y bie- nes públicos. Por ejemplo, si las licitaciones convocadas por la Municipalidad provincial para la compra de alimentos es transpa- rente y neutral. • La calidad y cobro justo de los servicios públicos del Estado o de las entidades privadas que brindan servicio público. Por ejem- plo, la calidad del servicio de recojo de residuos sólidos en una zona distrital. • La ejecución de las políticas o programas sociales de lucha con- tra la pobreza. Por ejemplo, que el programa alimentario benefi- cie a los que viven en extrema porbreza. Actividad para motivar la participación 36
  37. 37. Tendiendo puentes... entre el Estado y la ciudadanía “Los compromisos del Estado y la ciudadanía” Objetivo: Que las y los participantes reconozcan los compromisos que implica la participación y vigilancia ciudadana para el Estado y la ciudadanía. Materiales: Hoja de compromisos de la Carta Social «Compromiso por el desa- rrollo y la superación de la pobreza» de la Mesa de Concertación para la Lucha contra la Pobreza (junio-2001), plumones, papelógrafos. (ver Anexo 4) Desarrollo: 1. Se forman dos grupos. Cada grupo recibe la hoja de compromi- sos e identifica los compromisos que asume tanto el Estado como la sociedad civil. 2. Después de identificar los compromisos, cada grupo prepara la representación de estos compromisos a modo de un sociodrama, procurando representar el máximo número de com- promisos o mencionarlos durante la representación. 3. Mientras un grupo va realizando la representación, el otro gru- po tiene que observar e identificar al final los compromisos que han sido representados. El/la facilitador/a escribe los com- promisos que ha identificado el grupo en la pizarra o en un papelógrafo. 4. Una vez que cada grupo ha hecho su representación y la identi- ficación correspondiente, el/la facilitador/a presenta la Carta So- cial completa y contrasta con los compromisos identificados por los participantes. Gana el grupo que más compromisos haya identificado. 37
  38. 38. MÓDULO DE CAPACITACIÓN EN VIGILANCIA CIUDADANA Herramienta para la vigilancia ciudadana 1. Detectar el problema: Es importante para definir el objeto de vigilancia detectar dónde y cómo se está manifestando el problema que afecta a la población o indica alguna forma de incumplimiento de la normatividad vigente. Los criterios que pueden ayudarnos a seleccionar el problema a ser vigilado pueden ser: i) Respecto al problema: si vulnera algún derecho o afecta la cali- dad de vida de las personas, o viola alguna norma jurídica. ii) Respecto a las instituciones del Estado: el grado de responsabi- lidad que tienen los funcionarios o las autoridades públicas. iii) Respecto al comité de vigilancia: si la organización está en capa- cidad de abordar el problema o puede incorporar capacidades para enfrentarlo. 2. Identificar las causas que tienen relación con la responsabi- lidad estatal: 38
  39. 39. Tendiendo puentes... entre el Estado y la ciudadanía Una vez seleccionado o detectado el problema, hay que identificar las causas de ese problema y ver en cuál o cuáles de ellas hay responsa- bilidad estatal. Por ejemplo, se ha observado que un comedor popu- lar está haciendo propaganda para favorecer la reelección del alcalde. En este caso, es evidente que la responsabilidad estatal radica en la manipulación y uso político que se hace del comedor popular. 3. Definir el objeto de vigilancia: El objeto de vigilancia debe ser definido en forma concreta y debe responder a un problema o aspecto del problema en el que haya una responsabilidad directa o indirecta del Estado. Siguiendo el ejemplo anterior, el objeto de vigilancia será la neutralidad política de los cen- tros de atención alimentaria. Otro ejemplo, se ha verificado que los funcionarios municipales están abriendo centros de atención sin ningún criterio de focalización ni de participación. Aquí encontramos una responsabilidad estatal. En este caso, el objeto de vigilancia será: verificación del proceso de admisión de centros de atención bajo criterios de focalización y participación. En resumen: 1. Detectar el 2. Identificar las 3. Definir el objeto problema causas del problema de vigilancia relacionadas con la responsabilidad estatal La municipalidad ha au- Los funcionarios de la Verificación del proce- torizado el funciona- municipalidad no to- so de admisión de cen- miento de centros de man en cuenta la parti- tros de atención bajo atención en lugares cipación de las organi- criterios de focaliza- que no benefician a los zaciones ni usan crite- ción y participación. más necesitados. rios de focalización. Respecto a los programas sociales de lucha contra la pobreza se pue- den identificar varios objetos de vigilancia. Es importante concentrar- se sólo en uno o dos de ellos, según la demanda de tiempo y recursos que exija tal acción de vigilancia. 39
  40. 40. MÓDULO DE CAPACITACIÓN EN VIGILANCIA CIUDADANA En los programas de complementación alimentaria: PLAN DE DESARROLLO LOCAL Nivel Provincial Nivel Distrital PRONAA Objeto de < Focalización Focalización vigilancia Comité Objeto de Admisión de Admisión > vigilancia Gestión Programación Programación Adquisición Adquisición CV CV Objeto de vigilancia < Almacenamiento Almacenamiento Objeto de CV CV > vigilancia Distribución Distribución Buen funcionamiento Superación de la pobreza Comités • Org. Provincial • Org. Distrital de • Otras OSB • Provincial vigilancia • Otras OSB 40
  41. 41. Tendiendo puentes... entre el Estado y la ciudadanía En los proyectos de inversión social: Comité MIMDES MUNICIPALIDAD de Gestión • Diagnóstico • Focalización y Planificación de Conformación del priorización de desarrollo local comité de gestión localidades • Programación anual de proyec- tos locales Acuerdos con Selección y asigna- Objeto de la localidad ción de profesionales > vigilancia Objeto de < vigilancia Convenio de gestión Convenio Mimdes-Municipalidad Municipalidad - Comité de gestión Elaboración y evaluación Estimación de costos del expediente técnico Personal contratado Ejecución de la obra Plazo de ejecución Objeto de Calidad de material vigilancia < Supervisión de la obra Liquidación de la obra 41
  42. 42. MÓDULO DE CAPACITACIÓN EN VIGILANCIA CIUDADANA Soporte legal para los/las vigilantes Directiva Nº 379-2003-MIMDES “Criterios básicos de la transferencia efectiva y de gestión de los programas sociales del MIMDES que serán transferidos a las Municipalidades” La transferencia efectiva de los proyectos y programas a que se refiere la presente Directiva, se concreta a partir del 1º de octubre de 2003 a las municipalidades provinciales y distritales, según corresponda, conforme al Decreto Supremo Nº 036-2003-PCM, según el ámbito de intervención y/o ejecución de los mismos, previo cumplimiento de los mecanismos de verificación establecidos en la Directiva Nº 003-CND-P-2003 aprobada por el Consejo Nacional de Descentralización. Caso FONCODES: 4.1. En el caso de FONCODES, serán transferidos los proyectos de in- fraestructura social a las Municipalidades Distritales en las que se ha eje- cutado o esté programado ejecutar los proyectos y obras de esa natura- leza y finalidad. 4.2. Los proyectos y obras culminadas hasta el 30 de septiembre del año 2003, se transfieren conforme a las valorizaciones y liquidaciones técnico-administrativas de cada proyecto, debidamente aprobadas por FONCODES. 4.3. Los proyectos en ejecución e iniciados hasta el 30 de septiembre del año 2003, se transfieren una vez concluidos, según lo señalado en el numeral precedente. 4.4. Los proyectos programados para iniciarse a partir del 1º de octubre de 2003, se transfieren a nivel de expedientes técnicos y solicitudes pre- sentadas, más los recursos financieros ordinarios consignados en el pre- supuesto de FONCODES, debiendo las municipalidades distritales recep- toras iniciar su ejecución durante el presente ejercicio presupuestal. El financiamiento de los proyectos transferidos y los nuevos, se supeditará a las asignaciones presupuestales del ejercicio siguiente. Sólo se consi- derarán como proyectos nuevos los que cuenten con expediente técnico aprobado, y se encuentren dentro del Plan de Desarrollo Local concerta- do y aprobado por cada municipalidad, de acuerdo a Ley. 42
  43. 43. Tendiendo puentes... entre el Estado y la ciudadanía Caso PRONAA: 4.6. En el caso del PRONAA, será transferido el programa de complementación alimentaria, a las municipalidades en las que viene fun- cionando actualmente dicho programa social, correspondiendo la adqui- sición de alimentos a las municipalidades provinciales y la distribución de los mismos a las municipalidades distritales. La transferencia comprende los stocks de alimentos existentes, y/o los recursos financieros para las adquisiciones de alimentos del programa previstas a partir del 1º de octu- bre de 2003, según los inventarios y presupuesto correspondientes. 4.7. A efecto de garantizar la correcta y permanente atención a los bene- ficiarios, a partir del 1º de octubre de 2003, el PRONAA apoyará a las muni- cipalidades provinciales de cada región en los procesos de adquisición de alimentos del programa, y con las municipalidades distritales la distribución y entrega de los mismos a los beneficiarios de su jurisdicción. Criterios comunes para ambos casos: 4.10. El MIMDES velará por el cumplimiento de los mecanismos de trans- parencia y participación en la gestión de los programas sociales transferi- dos, a través de los espacios de concertación local y Comités de Gestión y Fiscalización para el caso del programa transferido de PRONAA, que establezcan las municipalidades conforme a Ley. 5.4. El MIMDES coordina con los demás sectores del gobierno nacional, los gobiernos regionales y las municipalidades, las estrategias, planes y pro- gramas nacionales de lucha contra la pobreza, con el objetivo de construir un modelo de gestión descentralizada de los programas sociales. En este cam- po recoge también los aportes y sugerencias que brinden las instituciones y organizaciones de la sociedad civil, como la Mesa de Concertación de Lucha Contra la Pobreza y otros espacios de concertación local. 5.8. Las municipalidades provinciales y distritales asumen la gestión y administración de los programas sociales transferidos por el MIMDES, una vez formalizada la suscripción de las respectivas actas de transferen- cia y recepción de los mismos, debiendo prever las acciones que permi- tan asegurar la continuidad y calidad de los servicios a la población bene- ficiaria, con sujeción a las normas de ejecución, evaluación, control y vigi- lancia respectivamente. 5.10. Para el caso de los proyectos de inversión social, las municipalida- des a través del Consejo de Coordinación Local deciden los proyectos y obras por ejecutar, de acuerdo a los techos presupuestales asignados y las prioridades establecidas en el Plan de Desarrollo Local. 43
  44. 44. MÓDULO DE CAPACITACIÓN EN VIGILANCIA CIUDADANA Directiva N° 005-2004- MIMDES «Criterios básicos para la identificación y pro- gramación de inversiones y programas sociales correspondientes a las transfe- rencias programáticas condicionadas en el marco del programa de lucha contra la pobreza» Esta Directiva está dirigida a todos los Gobiernos Locales Acreditados que cuentan con asignación presupuestal para el año 2004 en la fuente de financiamiento «Recursos Ordinarios para los Gobiernos Locales» y a las unidades ejecutoras correspondientes del Ministerio de la Mujer y Desarrollo Social – MIMDES. IV.- DISPOSICIONES GENERALES: 4.1 Los recursos que transfiere el Gobierno Nacional a los Gobiernos Locales Acreditados con cargo a la fuente de financiamiento «Recur- sos Ordinarios para los Gobiernos Locales» de la Ley de Presupuesto del Sector Público para el Año Fiscal 2004, constituyen Transferencias Programáticas Condicionadas destinada a la ejecución de proyectos de infraestructura social y productiva; comedores, alimentos por trabajo, hogares y albergues y otras acciones nutricionales y de asistencia soli- daria. 4.2 Se entiende por Transferencias Programáticas Condicionadas, para efectos de la presente Directiva, aquellos recursos públicos cuya ejecu- ción en el ámbito de los Gobiernos Locales está condicionada al cumpli- miento de las políticas, objetivos y metas nacionales; así como al monitoreo y evaluación de los resultados contenidos en los Convenios de Gestión a suscribirse. 4.3 Los Gobiernos Locales conjuntamente con la población decidirán sobre la utilización de los recursos transferidos, en armonía con las polí- ticas sociales de Lucha contra la Pobreza, el Plan de Desarrollo Local Concertado y el Presupuesto Participativo. 4.4 Los recursos transferidos a los Gobiernos Locales serán destina- dos exclusivamente para la ejecución de programas y proyectos de Lu- cha contra la Pobreza, cuya identificación y selección será realizada en forma participativa, consensual y democrática. 4.5 Los criterios para la identificación y selección de los programas y proyectos de Lucha contra la Pobreza deberán considerar de manera prioritaria a los pobladores de zonas de pobreza y extrema pobreza y responder a sus necesidades básicas asegurando también el desarrollo de sus capacidades. 44
  45. 45. Tendiendo puentes... entre el Estado y la ciudadanía 4.6 El MIMDES como ente rector de las políticas sociales de lucha con- tra la pobreza dictará las normas necesarias para cumplir con los objeti- vos y metas de los programas y proyectos de Lucha contra la Pobreza. V.- DE LA IDENTIFICACIÓN DE LOS PROYECTOS DE INFRA- ESTRUCTURA SOCIAL Y PRODUCTIVA 5.1 Para la identificación de los proyectos de infraestructura social y productiva se tomarán en cuenta los siguientes criterios: a) La Población objetivo de los proyectos estará representada por los centros poblados rurales comprendidos entre 20 y 700 (viviendas) familias, que carecen de infraestructura básica social y económica, en todos los distritos considerados como pobres (pobre extremo, muy pobre y pobre). Se denomina centro poblado a todo lugar del territorio nacional, identificado con un nombre y habitado con áni- mo de permanencia y cuyos habitantes tienen intereses comunes económicos y sociales. b) Buscarán la ampliación y/o mejora de los servicios de Salud, Edu- cación y protección del Medio Ambiente, tales como: puestos de salud, centros educativos, abastecimiento de agua potable, siste- mas de desagüe y disposición de excretas, caminos, puentes, elec- trificación rural, locales comunales, otra infraestructura social. c) Promoverán y fomentarán las actividades productivas, tales como: pequeños sistemas de riego, conservación de suelos y reforestación: infraestructuras de comercialización, poscosecha y de servicios; fortalecimiento de mercados, otras infraestructuras agropecuarias. d) Contribuirán a fomentar el empleo y mejora de oportunidades, ta- les como: proyecto de emergencia social productiva rural (recupe- ración, rehabilitación, mejoramiento, mantenimiento de infraestruc- tura social existente). e) Otros de impacto social y productivo que coadyuven a la supera- ción de la pobreza y desarrollo de capacidades. 5.2 Para aquellos proyectos que involucran un conjunto de ámbitos distritales, provinciales o regionales, los Gobiernos Locales podrán esta- blecer mecanismos de cooperación y asociación entre sí o con el Gobier- no Regional para el co-financiamiento y/o la realización de proyectos in- dependientes pero articulados o complementarios territorialmente, con la finalidad de optimizar la inversión social en zonas de pobreza. 45
  46. 46. MÓDULO DE CAPACITACIÓN EN VIGILANCIA CIUDADANA VI.- DE LA IDENTIFICACIÓN Y PROGRAMACIÓN PARA LA UTILIZACIÓN DE LAS TRANSFERENCIAS PARA COMEDORES, ALIMENTOS POR TRABAJO, HOGARES ALBERGUES: 6.1. Para una eficiente utilización de los recursos transferidos se deberán adoptar los siguientes criterios para la identificación de zo- nas en situación de pobreza y extrema pobreza; y la priorización de la población objetivo adecuada para ser seleccionada como benefi- ciaria de los Programas; los criterios son: a) Identificación de las localidades donde exista el mayor número de pobres y extremos pobres (rurales o urbano marginales) según evaluaciones específicas acerca de la situación de pobreza de acuer- do a los mapas de pobreza; índices de desnutrición crónica; altos niveles de analfabetismo; disponibilidad de los servicios básicos en la vivienda y otros instrumentos elaborados por instituciones públi- cas y privadas que permitan determinar los mayores índices de po- breza de cada localidad. b) Identificación de la población de mayor vulnerabilidad como los niños y niñas en situación de riesgo moral, personas con TBC, adultos mayores y otros que no cumplan con las características mí- nimas de nutrición. 6.2. La selección de ámbitos geográficos será realizado por el Gobierno Local Distrital con el apoyo del Gobierno Local Provincial y la asistencia técnica del MIMDES, quienes efectuarán la identifica- ción de las localidades y zonas de pobreza y extrema pobreza. 6.3. Los Comités de Gestión proponen los criterios de selección de los beneficiarios; así como los procedimientos para la Admisión de los mismos. La relación de los beneficiarios será enviada a la Municipalidad Distrital quien la remitirá a la Municipalidad Provincial correspondiente para su consolidación. 6.4. Las municipalidades provinciales adquirirán los productos alimentarios de acuerdo a la Canasta Alimentaria propuesta por el Gobierno Regional en coordinación con el Comité de Gestión; la ca- nasta estará compuesta de preferencia por productos de la zona y/ o departamento. VIII. DISPOSICIONES COMPLEMENTARIAS: 8.1. El MIMDES conjuntamente con las Municipalidades mediante un Convenio de Gestión establecerán los mecanismos de asistencia técni- 46
  47. 47. Tendiendo puentes... entre el Estado y la ciudadanía ca, capacitación, monitoreo y evaluación de los resultados de los progra- mas y proyectos transferidos. 8.2. El MIMDES establecerá en coordinación con los Gobiernos Loca- les un sistema de monitoreo y evaluación del impacto de los programas y proyectos de inversión social y productiva, la cual considerará la partici- pación de la población. 8.3. Para la ejecución indirecta de los programas y proyectos de la lu- cha contra la pobreza por el MIMDES, de acuerdo a lo dispuesto en la quinta disposición transitoria de la Ley de Presupuesto para el Año Fiscal 2004, la identificación y programación de dichos programas y proyectos incluirá la participación de los Gobiernos Locales y de sus instancias de coordinación y concertación local. 47
  48. 48. 5 PLANIFICANDO NUESTRA ACCIÓN DE VIGILANCIA Objetivos de aprendizaje Identificar el proceso de la vigilancia como una acción ordenada y realizada en equipo, orientada al logro de resultados concretos. Diseñar un plan de vigilancia que oriente las acciones de los y las vigilantes. 48
  49. 49. Tendiendo puentes... entre el Estado y la ciudadanía Reflexionando sobre la participación y la vigilancia • ¿Qué experiencias de trabajo en equipo hay en nuestra organización? • ¿Cómo puede ayudarnos la planificación para que nuestra participación y acción vigilante logre lo que busca? La participación y la vigilancia ciudadana no son acciones espontá- neas y al azar. Se trata de acciones que realizamos en forma personal y colectiva en vistas a lograr un objetivo concreto. En ese sentido, la par- ticipación y la vigilancia ciudadana tienen un punto de partida y de llega- da, un inicio y un fin. Pero también se trata de un proceso ya que las acciones se desarrollan en relación con otros actores, sean personas o instituciones, y se dan en circunstancias determinadas. Normalmente, cuando emprendemos alguna acción determinada, par- timos de una situación que consideramos problemática o de dificultad que queremos superar, y nos planteamos alcanzar una meta concreta que signifique un cambio de esa situación. Y para ello planteamos una serie de actividades y medios que nos ayudarán a conseguir tal fin. Pero todo ello requiere de la participación de todos, un trabajo en equi- po y organizado. En eso consiste la planificación. Tengamos en cuenta que la vigilancia ciudadana es un proceso y un resul- tado a conseguir. Como proceso comprende una serie de acciones y estrategias secuenciales que deben contribuir a alcanzar metas y objeti- vos. Como resultado es el logro alcanzado por una serie de acciones emprendidas por los/las ciudadanos/as. Este logro se puede visualizar en el cambio que se puede observar en los problemas o en el comporta- miento de los/las funcionarios/as y autoridades. Por ejemplo, un comité de vigilancia preocupado con la falta de infor- mación sobre el manejo de los recursos que tiene la Municipalidad del programa del vaso de leche se planteó como objetivo lograr la transpa- rencia en el manejo de los recursos del programa y planteó un conjunto de acciones que tenían que ver con recoger información sobre el pre- 49
  50. 50. MÓDULO DE CAPACITACIÓN EN VIGILANCIA CIUDADANA supuesto del programa, las licitaciones que se hicieron, cuánto se gas- tó en la compra de leche, etc. Estas actividades fueron programadas en un tiempo determinado y se distribuyeron responsabilidades entre los miembros del comité para realizar las tareas definidas por todos. Por supuesto, que no podían olvidarse de los recursos, porque iban a requerir de dinero para movilidad, para hacer las solicitudes de infor- mación y otros gastos pequeños que todos los miembros del comité asumieron juntos. Actividad para motivar la participación “El pueblo pide” Objetivo: Que los y las participantes reconozcan la importancia del trabajo en equipo y las ventajas de la acción planificada. 50
  51. 51. Tendiendo puentes... entre el Estado y la ciudadanía Materiales: Los que haya en el lugar donde se está desarrollando el taller. Desarrollo: 1. El/la facilitador/a prepara previamente una lista que contenga un mínimo de cinco tareas. • Preparar una arenga sobre la participación ciudadana que represente al grupo para divulgar a todos. • Plantear por escrito un objeto de vigilancia relaciona- do con los programas sociales. • Diseñar un afiche sobre la vigilancia ciudadana. • Cantar juntos la estrofa de una canción. • Construir con papel 5 aviones de modelos diferentes. 2. Se divide a los participantes en grupos de 5 personas como mínimo cada uno. Cada grupo se organiza como le parezca para diseñar las tareas. Se da un tiempo preciso para ejecutar las tareas, que puede ser de 20 minutos, según el tipo y nú- mero de tareas. 3. Las tareas son leídas al conjunto del grupo o se les entrega la lista en un sobre. El grupo que termine primero es el que gana. 4. Cuando el equipo tenga todas las tareas grita: “tarea cumpli- da” y presenta las tareas que ha diseñado. Los otros grupos muestran las tareas que pudo realizar. 5. El/la facilitador/a invita a los y las participantes a contar cómo se organizaron para realizar las tareas, que dificultades tuvie- ron, cómo se sintieron. Y se discute en torno al papel de los dirigentes, el trabajo en equipo, la utilidad de la planificación, la importancia de saber qué se quiere lograr con la participa- ción y la vigilancia ciudadana, etc. 51
  52. 52. MÓDULO DE CAPACITACIÓN EN VIGILANCIA CIUDADANA Herramienta para la vigilancia ciudadana «El plan de vigilancia» Una vez que tenemos el problema detectado y definido el objeto de la vigilancia, hay que preguntarnos qué queremos lograr con nuestra participación y acción vigilante y qué actividades vamos a realizar para alcanzar lo que nos hemos propuesto. Una herramienta clave en la vigilancia ciudadana es el plan de vigilan- cia que los miembros del comité definirán juntos para llevar a cabo sus acciones en forma ordenada. Lo primero en el plan de vigilancia son los objetivos que perseguimos. Después planteamos una serie de actividades que nos servirán para ir alcanzando poco a poco los obje- tivos. Sin duda para la ejecución de las actividades de vigilancia re- queriremos de algunos medios o instrumentos, recursos para realizar- las, los responsables que se harán cargo de ellas y cuándo van a ser efectuadas (cronograma). Como vemos, el plan de vigilancia sigue una serie de acciones secuenciales y ordenadas y para su ejecución es fundamental el com- promiso de todos y el trabajo en equipo. Les presentamos una matriz de planificación conteniendo una experiencia de vigilancia para que nos sirva de guía. 52
  53. 53. Tendiendo puentes... entre el Estado y la ciudadanía Problema La municipalidad ha autorizado el funcionamiento de centros de atención detectado en lugares que no benefician a los más necesitados. Objeto de Verificación del proceso de admisión de centros de atención bajo criterios vigilancia de focalización y participación. Objetivos de Lograr que la Municipalidad incorpore criterios de participación y focalización la vigilancia en el proceso de admisión de los centros de atención. Actividades Medios o Crono- Responsables Metas Recursos de vigilancia instrumentos gramas Mapeo de Ficha de Equipo de Mapeo de Pasajes X X X centros de mapeo mapeo zonas atención Observación Guía de Equipo de 5 centros Pasajes X X de funciona- observación observaciones observados Materiales miento de centros de atención Solicitud de Solicitud Responsables 1 solicitud Pago de X padrones de de información trámite beneficiarios Entrevista a Cuestionario Equipo de 3 entrevistas Pasajes X X X miembros del entrevistadores Materiales comité de gestión Elaboración y Radio local Responsables 1 difusión X difusión de Reportes de información radial reportes 1000 reportes Soporte legal para los/las vigilantes Ley 26300, Ley de Derechos de Participación y Control Ciudadanos Artículo 1º.- La presente ley regula el ejercicio de los derechos de participación y control ciudadanos de conformidad con la Constitución. 53

×