RELAJACION-MEDITACIÓN: TRES PALABRAS
(Música ambiental, de flauta: 1/2 minuto)
- Vamos a comenzar un ejercicio de meditaci...
relajarse... expiras y el espíritu desciende.
- Imagínate ahora que van a ser borradas todas las palabras de tu
vocabulari...
(pausa silenciosa: 1/2 minuto)
- Despide a Jesús... Quédate a solas contigo mismo, con tus
palabras..., y pronúncialas muy...
Próxima SlideShare
Cargando en…5
×

SESIÓN QUINTA DEL TALLER DE RELAJACIÓN-MEDITACIÓN

330 visualizaciones

Publicado el

Publicado en: Meditación
0 comentarios
0 recomendaciones
Estadísticas
Notas
  • Sé el primero en comentar

  • Sé el primero en recomendar esto

Sin descargas
Visualizaciones
Visualizaciones totales
330
En SlideShare
0
De insertados
0
Número de insertados
111
Acciones
Compartido
0
Descargas
1
Comentarios
0
Recomendaciones
0
Insertados 0
No insertados

No hay notas en la diapositiva.

SESIÓN QUINTA DEL TALLER DE RELAJACIÓN-MEDITACIÓN

  1. 1. RELAJACION-MEDITACIÓN: TRES PALABRAS (Música ambiental, de flauta: 1/2 minuto) - Vamos a comenzar un ejercicio de meditación. Adopta la postura indicada: espalda recta..., hombros y brazos flojos... (Pausa musical: 1/2 minuto) - Observa si tienes alguna tensión voluntaria, algo que en este momento este interfiriendo tu estar bien... Modifícalo... Invita a esa tensión voluntaria a aflojarse...,soltarse...,relajarse... (Pausa musical: 1/2 minuto) - Date cuenta si tienes ganas de modificar levemente la postura, de encontrar tu centro... (Pausa musical: 1/2 minuto) - Ahora lleva nuevamente la atención a la respiración... Observa, sin manipularlo, como estás inspirando y como estas expirando... (Pausa musical: 1/2 minuto) - Date cuenta cómo y dónde se hace tu inspiración: movimiento de abdomen..., tal vez repercusión en el tórax... y dónde y cómo se hace tu expiración. (Pausa silenciosa: 1/2 minuto) - Poco a poco, vete invitando a tu respiración a hacerse tranquila, sosegada, pacificadora... (Pausa silenciosa: 1/2 minuto) - Si es posible vete haciendo la respiración diafragmática...Sin forzar nada, date cuenta de las pequeñas, levísimas pausas entre la inspiración y la expiración... (Pausa silenciosa: 1/2 minuto) - Cuenta los segundos aproximadamente que empleas para respirar y los que empleas para, tranquilamente, despacio, expulsar el aire. (Pausa silenciosa: 1/2 minuto) - Concéntrate en la inspiración y permite que el aire, al pasar por la garganta, forme la palabra: HOM. escuchando cuando expiras, mientras dices: HOOOOMMMM... (Pausa silenciosa: 1/2 minuto) - Deja que este sonido pacificador vaya ocupando tu atención y silenciando tu espíritu... (Pausa silenciosa: 1/2 minuto) - Al expirar puedes decir la palabra: DESCIENDO..., dejándote llevar por ella, invitando a tus músculos a aflojarse, soltarse,
  2. 2. relajarse... expiras y el espíritu desciende. - Imagínate ahora que van a ser borradas todas las palabras de tu vocabulario, excepto tres. TIENES QUE ELEGIR TRES PALABRAS para expresarte, decirte, andar por la vida. Las tres más esenciales para ti. Te vas a quedar con solo tres palabras. - Trata de elegir suavemente, pacíficamente esas tres palabras. Vete ensayando una tras otra hasta que hayas decidido, interiormente, quedarte con que tres palabras esenciales para decir tu experiencia personal, tu experiencia creyente, tu experiencia relacional... Para decirte a ti mismo en profundidad. (Pausa silenciosa: 1/2 minuto) - Cuando vayas eligiendo tus tres palabras, trata de consultar a tu cuerpo, de caer en la cuenta de las sensaciones físicas y de las emociones que experimentas al decir cada una de las palabras (Pausa silenciosa: 1/2 minuto) - Date cuenta si las tres palabras te expresan verdaderamente, si son tus palabras, las más esenciales... - Imagínate ahora que vas caminando por la vida encontrando personas habituales en tu mundo, y les dices tus tres palabras... Cae en la cuenta de lo que sientes, de lo que expresas, de lo que transmites... (pausa silenciosa :172 minuto) - Observa sosegadamente como afectan estas tres palabras al sentido de tu vida, a tu trabajo, a tus relaciones interpersonales, a tu descanso, a tus aficiones... (Pausa silenciosa: 1/2 minuto) - Date cuenta si encajan, estas tres palabras, en todas las variadas áreas de tu vida. (Pausa silenciosa: 1 minuto) - Imagínate ahora que en un lugar tranquilo, apacible, te encuentras con Jesús de Nazaret..., le ves..., sientes su mirada, y, despacio, muy despacio, vas a ir a él expresándole tus tres palabras... (pausa silenciosa: 1/2 minuto) - Capta como te escucha... Como percibes su mirada..., su gesto en respuesta a cada una de tus tres palabras... (pausa silenciosa: 1/2 minuto) - Tal vez te invite a cambiar alguna de esas tres palabras..., a elegir otra. O puede ser que él te entregue, ponga en tus labios una palabra distinta, una palabra más..., como un regalo que el te hace. Escúchala..., asúmela...
  3. 3. (pausa silenciosa: 1/2 minuto) - Despide a Jesús... Quédate a solas contigo mismo, con tus palabras..., y pronúncialas muy despacio, permitiendo que todo tu ser, que todo tu cuerpo las diga contigo. (Pausa silenciosa: 1 minuto) - Deja que las palabras que Jesús te ha dejado se paseen por tu vida... Cae en la cuenta de la constelación de sentimientos que despiertan a su paso... De las imágenes...y del silencio al cual te invitan... - Entra, poco a poco, en ese silencio acallado, tus tres palabras..., déjalas reposar... (Pausa musical: 1 minuto) - Acompañado únicamente por tu respiración, adéntrate en ese silencio ante Dios... (Pausa musical: de 1 a 5 minutos)

×