Cuestiones técnicamente controvertidas del Convenio
Multilateral que merecen su debida atención y solución
Son diferentes ...
Curiosamente, el listado de las cuestiones controvertidas del Convenio Multilateral
comienza en el primer artículo del res...
pronunciándose al respecto sobre la necesidad de distinguir la existencia de 2
actividades diferentes del mismo contribuye...
Claramente una definición que no termina de encajar en la idea de una única actividad
por sujeto o bien, del reconocimient...
cuanto nos ocupa una única actividad, responde precisamente a aquel artículo 2 del
Convenio Multilateral.
Incluso el artíc...
inmueble-, de manera concomitante a otras operaciones análogas aisladas en otra
jurisdicción -otra vez el alquiler de un i...
Y claro, no siquiera cabría reformular el texto mismo del Convenio Multilateral, desde
que las aclaraciones referidas bien...
Próxima SlideShare
Cargando en…5
×

Cuestiones técnicamente controvertidas del convenio multilateral que merecen su debida atención y solución

176 visualizaciones

Publicado el

Son diferentes los temas técnicamente controvertidos del Convenio Multilateral que, como tales, merecen su atención y solución. Entre ellos, se encuentran los criterios referidos como "Convenio Actividad" y "Convenio Sujeto", sobre los cuales se efectúa un minucioso análisis, ya que, precisamente, ha generado casos contenciosos concretos en cantidad y variedad, los que indica la necesidad de establecer aclaraciones normativas, de modo tal de evitar el futuro tratamiento particular de cuanto en definitiva resulta general.

Publicado en: Empresariales
0 comentarios
0 recomendaciones
Estadísticas
Notas
  • Sé el primero en comentar

  • Sé el primero en recomendar esto

Sin descargas
Visualizaciones
Visualizaciones totales
176
En SlideShare
0
De insertados
0
Número de insertados
5
Acciones
Compartido
0
Descargas
1
Comentarios
0
Recomendaciones
0
Insertados 0
No insertados

No hay notas en la diapositiva.

Cuestiones técnicamente controvertidas del convenio multilateral que merecen su debida atención y solución

  1. 1. Cuestiones técnicamente controvertidas del Convenio Multilateral que merecen su debida atención y solución Son diferentes los temas técnicamente controvertidos del Convenio Multilateral que, como tales, merecen su atención y solución. Entre ellos, se encuentran los criterios referidos como "Convenio Actividad" y "Convenio Sujeto", sobre los cuales se efectúa un minucioso análisis, ya que, precisamente, ha generado casos contenciosos concretos en cantidad y variedad, los que indica la necesidad de establecer aclaraciones normativas, de modo tal de evitar el futuro tratamiento particular de cuanto en definitiva resulta general. Sin lugar a duda, el Convenio Multilateral constituye uno de los instrumentos más relevantes en el ámbito del federalismo moderno, contribuyendo al ejercicio de la potestad tributaria provincial de manera armónica. Es categórica la definición constitucional de la soberanía provincial y de la potestad tributaria de origen que se corresponde con el orden provincial. Es también categórica la premisa inserta en nuestra Constitución Nacional de la reserva a favor de las provincias, que no fueron sino las constituyentes de nuestro país, de todo el poder que no se delegara expresamente a la Nación constituida. Y así claro, producto del orden normativo que se gestó en consecuencia, las provincias que conforman nuestro país cuentan con la potestad vinculada al Impuesto sobre los Ingresos Brutos, de plena vigencia en cada una de las mismas y en la Ciudad de Buenos Aires. Sucede que como era de esperar, la economía de los diferentes sujetos pasivos de la obligación tributaria del caso, se desarrolla generalmente y en cuanto nos ocupa de manera integrada en todo el ámbito territorial de nuestro país, circunstancia ésta que determina la sujeción de esa economía, a una imposición análoga administrada por diferentes fiscos provinciales y por la Ciudad de Buenos Aires. Así es que esa economía integrada que se desarrolla a lo largo y a lo ancho de nuestro país, queda sujeta a una imposición conjunta por el Impuesto sobre los Ingresos Brutos vigente en las distintas jurisdicciones provinciales y en la Ciudad de Buenos Aires, con todo el conflicto de intereses que ello supone. El Convenio Multilateral entonces, representa un interesante acercamiento entre las diferentes provincias y la Ciudad de Buenos Aires, comprometiéndose todas ellas para una administración conjunta del Impuesto sobre los Ingresos Brutos, sin que ello afectara la administración tributaria de cada una de las jurisdicciones locales. Aún más, el Convenio Multilateral alcanzó asimismo para armonizar particularmente la tributación municipal, respondiendo tal circunstancia a la responsabilidad constitucional de todas y cada una de las provincias de nuestro país, respecto del régimen municipal previsto para cada una de ellas. Pero claro, el Convenio Multilateral supone además la existencia de cuestiones controvertidas en su respectiva aplicación lo cual, sin embargo, mal podría argumentarse en detrimento de su notable importancia estratégica. Son diferentes las cuestiones técnicamente controvertidas del Convenio Multilateral que como tales, merecen su debida atención y solución.
  2. 2. Curiosamente, el listado de las cuestiones controvertidas del Convenio Multilateral comienza en el primer artículo del respectivo texto, lo que sin duda ninguna evidencia la magnitud y complejidad de esta cuestión específica. En efecto, surge de ese artículo 1 que "las actividades a que se refiere el presente Convenio son aquellas que se ejercen por un mismo contribuyente en una, varias o todas sus etapas en dos o más jurisdicciones, pero cuyos ingresos brutos, por provenir de un proceso único, económicamente inseparable, deben atribuirse conjuntamente a todas ellas ". Así ha surgido una controversia que acompaña al Convenio Multilateral desde siempre, debatiéndose en los diferentes ámbitos vinculados al análisis y funcionamiento del mismo, si su aplicación debiera regirse sobre la base de las diferentes actividades que un determinado sujeto pudiera tener o bien, si aquella aplicación debiera regirse sobre la base de cada sujeto, asumiendo al efecto que toda la operatoria de ese sujeto, por dispersa que fuera, constituye una única actividad. Se conoce al primero de los criterios referidos como "Convenio Actividad", en tanto se conoce al restante como "Convenio Sujeto". Claro está, la aplicación del Convenio Multilateral sobre la base de las distintas actividades de un sujeto o sobre la base del sujeto mismo, determinará seguramente una distribución diferente de la base imponible global entre las distintas jurisdicciones que participaran de esa distribución, con todo cuanto ello importa. Las evidencias fácticas que conforman la historia del Convenio Multilateral, dan cuenta en cuanto aquí nos ocupa de diferentes procesos contenciosos con distintos Fiscos involucrados, generando resoluciones de la Comisión Arbitral, de la Comisión Plenaria y del Poder Judicial, de los cuales apenas podría inferirse una tendencia, que ni siquiera aparece uniforme para el conjunto de los entes mencionados. 1. Antecedentes contenciosos Así, la causa contenciosa referida a Compañía de Tierras Sud Argentino S.A., constituye la más emblemática en cuanto aquí nos ocupa. Puede allí encontrarse el pronunciamiento de la Comisión Arbitral 5/2013, emitido el 21/2/2013. En la causa mencionada, se analizó el tratamiento que correspondía adoptar en el ámbito del Convenio Multilateral, para una actividad agropecuaria desarrollada en las provincias de Buenos Aires, Chubut, Río Negro y Santa Cruz, que el contribuyente llevaba a cabo juntamente con el alquiler de inmuebles situados en la Ciudad de Buenos Aires. En este caso la Comisión Arbitral entendió la existencia global de una única actividad, circunstancia convalidada por la Comisión Plenaria el 11/12/2013 mediante su Resolución 36/2013. Esta misma controversia registra un antecedente más remoto, con la Resolución de la Comisión Arbitral 55/2011 del 14/11/2011, siempre en el mismo sentido, si bien también registra un antecedente aún anterior del Tribunal Superior de Justicia de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires, en este caso según sentencia del 15/4/2009,
  3. 3. pronunciándose al respecto sobre la necesidad de distinguir la existencia de 2 actividades diferentes del mismo contribuyente. Sin embargo y por decidida que pareciera la Comisión Arbitral, en el reconocimiento que un mismo sujeto no podría tener en cuanto nos ocupa más de 1 actividad, la misma Comisión Arbitral registra un pronunciamiento el 28/3/1985 en la causa Iriarte y Cía. S.C.S., rotulado como 1/85, refiriéndose al caso de una actividad de acopio de cereales en la Ciudad de Buenos Aires y en la Provincia de Buenos Aires, que el contribuyente acompañaba con la venta de otros bienes, en este último caso íntegramente en la Provincia de Buenos Aires, para decidir entonces que correspondía distinguir ambas actividades en el ámbito del Convenio Multilateral. El 26/9/1985 y mediante su Resolución 2/85, la Comisión Plenaria entendió en alzada que la actividad global del contribuyente no resultaba escindible al respecto. A su turno y mediante la Resolución 49/2010, dictada por la Comisión Arbitral el 20/10/2010, se analizó el caso de Petrobras Energía S.A., con 4 líneas de negocio que el contribuyente distinguió y rotuló como exploración y producción de petróleo y gas, refinación y petroquímica, producción de fertilizantes, y generación de electricidad y actividad forestal. En este caso la Comisión Arbitral decidió en cuanto nos ocupa, que todas las líneas de negocio del contribuyente conformaban una única actividad global, circunstancia ésta convalidada por la Comisión Plenaria mediante su Resolución 21/2011, dictada el 22/9/2011. Evidenciada así cierta tendencia de criterio y con fecha 18/4/2012, la Comisión Arbitral emitió su Resolución 12/2012 en la causa Sucesión de Aguirre Clemente Néstor, analizando entonces el caso planteado de una actividad agrícola desarrollada íntegramente en la Provincia de Córdoba, coexistiendo con el alquiler de inmuebles situados en la Provincia de Buenos Aires y en la Provincia de Córdoba. También en este caso la Comisión Arbitral interpretó la existencia de una única actividad global del contribuyente. Sin embargo y en la causa INLAB S.A., por la cual la Comisión Arbitral emitió la Resolución 64/2014 con fecha 15/10/2014, puede advertirse cierta distinción conceptual respecto de todo lo antes descripto. En efecto y en este caso, se analizó una actividad de estudios y ensayos sobre hidrocarburos que resultó desarrollada en más de 1 jurisdicción, de manera conjunta al dictado de cursos y talleres generalmente en la Provincia de Buenos Aires pero también, en la Provincia del Chubut. Aquí la Comisión Arbitral, más allá de cuanto finalmente procediera aplicar para el caso concreto en el ámbito del Convenio Multilateral, explicitó la circunstancia que en tanto existiera una actividad íntegramente desarrollada en una única jurisdicción, corresponde atribuir íntegramente a esa jurisdicción la respectiva base imponible.
  4. 4. Claramente una definición que no termina de encajar en la idea de una única actividad por sujeto o bien, del reconocimiento de la posible existencia de diferentes actividades que ese sujeto pudiera desarrollar en cuanto aquí nos ocupa. Seguramente una categórica premisa que indica que la cuestión bajo análisis no resulta tan elemental. 2. La aplicación del Convenio Multilateral según la única o múltiple actividad del sujeto Varias son entonces las resoluciones de casos contenciosos que se conocen, pronunciándose respecto de la aplicabilidad del Convenio Multilateral considerando las diferentes actividades de un sujeto determinado o bien, considerando al efecto al propio sujeto, asumiendo en este caso que toda su operatoria hace a una única actividad del mismo. Aun podrá extractarse una definición que estrictamente, no termina de responder a ninguno de los 2 criterios antes referidos. Y por cierto, acaso todas ellas resulten coincidentes. En principio, pareciera incuestionable que un sujeto determinado puede desarrollar diferentes actividades. El mismo Convenio Multilateral reconoce tal circunstancia como se expuso, en el primer artículo de su texto. También surge del Convenio Multilateral que el ejercicio de cualquier actividad encuadrada en alguno de los Regímenes Especiales reglados en los artículos 6 a 13 del texto de dicho Convenio, debiera tratarse al efecto conforme surgiera del Régimen Especial específico. Esa circunstancia supone entonces que un mismo sujeto podría liquidar su Impuesto sobre los Ingresos Brutos conforme a uno o más de los Regímenes Especiales, lo cual no encuentra controversia de ningún tipo, reconociendo en consecuencia la posible existencia para el caso de diferentes actividades desarrolladas por un mismo sujeto. Incluso podría darse el caso que el o los Regímenes Especiales en cuestión convivieran con el Régimen General, de aplicación concurrente para el mismo sujeto. Si alguna duda quedara de ello, basta notar el Régimen Especial previsto por el artículo 13 del Convenio Multilateral, cuya aplicación misma se perfecciona con la aplicación del Régimen General. Ello no obstante, el artículo 2 del Convenio Multilateral determina que " los ingresos brutos totales del contribuyente, originados por las actividades objeto del presente Convenio, se distribuirán entre todas las jurisdicciones ", no dejando espacio sino para la existencia de un único coeficiente unificado, por varias que fueran las actividades del sujeto pasivo de la imposición del caso. Y por cierto, el sustento técnico de los pronunciamientos que se inclinaron por reconocer que toda la actividad que tuviera el sujeto en cuestión es finalmente y en
  5. 5. cuanto nos ocupa una única actividad, responde precisamente a aquel artículo 2 del Convenio Multilateral. Incluso el artículo 5 del Convenio Multilateral, establece que "a los efectos de la distribución entre las distintas jurisdicciones del monto imponible total, se consideran ", enfatizando una vez más la idea de un único coeficiente unificado. Debe tenerse presente que, más allá de la complejidad fáctica que supone la existencia de múltiples coeficientes unificados por sujeto pasivo de la tributación del caso, la esencia del Convenio Multilateral responde a un esquema práctico de distribución de la respectiva base imponible, de manera consensuada entre las distintas jurisdicciones acreedoras de aquella tributación. Así es que se determinó tomar como base de distribución la evidencia que surgiera de un período anterior al de la efectiva distribución, se dispuso que esa base de distribución habría de considerar ingresos y gastos y aún, se estableció que determinados gastos no participaran del respectivo cálculo, seguramente reconociendo la complejidad filosófica de atribución de estos últimos. De tal manera, y toda vez que el Convenio Multilateral claramente ha privilegiado pautas concretas de practicidad y simplificación en el ámbito de su configuración y funcionamiento, no debiera sorprender al respecto la definición de un único coeficiente unificado, aplicable para actividades distintas de un mismo sujeto pasivo de la obligación tributaria vinculada. Lo que sin embargo y de manera ninguna podría entenderse como una negación del Convenio al reconocimiento y tratamiento, como se expuso, de diferentes actividades de un mismo sujeto. Finalmente el Convenio Multilateral, reconoce claramente la posible existencia de diferentes actividades que pudiera desarrollar un mismo sujeto y en su caso así las trata, por ejemplo encuadrándolas en distintos Regímenes Especiales. Sucede sin embargo que en el ámbito del Régimen General, no habrá de utilizarse sino un único coeficiente unificado, en este caso aplicable a todas las actividades que se incluyeran en el mismo. Lo recién expuesto además, nada obsta la existencia de alguna actividad particular que se desarrollara en una única jurisdicción, la que en consecuencia debiera atribuirse de manera directa a tal jurisdicción, toda vez que carece de todo sentido lógico que las restantes jurisdicciones participaran de la distribución de una base imponible con la que carecen de todo vínculo. También el Convenio Multilateral tiene prevista en su ámbito, la posible íntegra atribución de una determinada base imponible a una única jurisdicción, disponiendo así en el inciso a de su artículo 14 que, " la o las jurisdicciones podrán gravar el total de los ingresos obtenidos en cada una de ellas, pudiendo las demás gravar los ingresos restantes con aplicación de los coeficientes e ingresos y gastos que les correspondan ". Particularmente, debe entenderse que cada actividad responde a un conjunto de operaciones análogas por encima de tales operaciones en virtud de lo cual, la existencia de operaciones aisladas en una única jurisdicción -por ejemplo el alquiler de un
  6. 6. inmueble-, de manera concomitante a otras operaciones análogas aisladas en otra jurisdicción -otra vez el alquiler de un inmueble-, no habrán sino de configurar una misma actividad, que entonces se desarrolla en más de una jurisdicción, posiblemente con gastos asociados atribuibles a una jurisdicción diferente de aquella que se correspondiera con alguno de los alquileres y acaso, atribuibles a una jurisdicción en la que no se perfeccionara ningún alquiler. Sin duda queda claro que el Convenio Multilateral prevé incluso la íntegra atribución de una base imponible a una jurisdicción determinada. Asumir lo contrario importaría para supuestos en los cuales existiera una actividad íntegramente desarrollada en una única jurisdicción, que un sujeto dado desarrollara juntamente con otras de perfil nacional, que aquella actividad de una única jurisdicción debiera tributar de manera formalmente separada o bien, que esa actividad debiera tributar en jurisdicciones con las cuales nada se vincula. 3. Comentario final Todo lo expuesto puede resumirse en el reconocimiento explícito del Convenio Multilateral, que un mismo sujeto podría desarrollar diferentes actividades, cada una de las cuales debiera tratarse de manera separada, por la vía de un Régimen Especial que resultara aplicable o en su caso, por la atribución directa si correspondiera a una única jurisdicción, correspondiendo para todas las demás actividades su tratamiento dentro del Régimen General, mediante la utilización de un único coeficiente unificado. Por cierto ello en armonía con las normas plasmadas en el Convenio Multilateral de modo tal que, 1) en tanto un sujeto pasivo del Impuesto sobre los Ingresos Brutos desarrollara cualquier actividad en más de 1 jurisdicción, corresponde la respectiva tributación en el ámbito del Convenio Multilateral considerando que, 2) de contar con alguna de sus actividades íntegramente desarrollada en una única jurisdicción, se atribuirá a tal jurisdicción el total de la base imponible de esa actividad siendo que, 3) de contar con alguna de sus actividades incluida en algún Régimen Especial corresponderá atenerse al mismo y que, 4) para las restantes actividades corresponde la aplicación del Régimen General, con la utilización para todas ellas de un único coeficiente unificado. Finalmente nada tan distinto de cuanto surge de los diferentes pronunciamientos de la Comisión Arbitral, de la Comisión Plenaria y del Poder Judicial aunque claro, cada uno de tales pronunciamientos refiere a circunstancias particulares de cada caso concreto. Precisamente, la existencia de esos casos contenciosos concretos en cantidad y variedad, indica la necesidad de las debidas aclaraciones normativas, de modo tal de evitar el futuro tratamiento particular de cuanto en definitiva resulta general.
  7. 7. Y claro, no siquiera cabría reformular el texto mismo del Convenio Multilateral, desde que las aclaraciones referidas bien podrían incluirse en el ámbito reglamentario del mismo, hoy unificado y decididamente vasto y compatible con las aclaraciones propuestas. Como se expuso, el Convenio Multilateral constituye un instrumento de singular importancia para la tributación que rige en nuestro país. La adecuada adaptación y decidido cuidado del Convenio, no harán sino enfatizar todas y cada una de las bondades de su vigencia y aplicación. El Dr. Ruben Karschenboim en Contador Público, Docente Universitario y frecuente expositor, con trabajos publicados en revistas especializadas, en revistas económicas y en diarios de la ciudad de Buenos Aires y de la Provincia de Mendoza, siempre en materia tributaria, siendo su correo: ruben.karschenboim@rkars.com.ar

×