Redacción Aprendemas
Guía de Idiomas en el Extranjero 2010
Como el mundo está lleno de oportunidades, también para ti, te ...
Redacción Aprendemas
Estudiar idiomas en el extranjero: eficacia probada
Redacción Aprendemas
Estudiar idiomas en el extranjero: Eficacia
probada
La forma más completa, y dicen que duradera, de a...
Redacción Aprendemas
año la movilidad por Europa a más de 160.000 universitarios europeos o las reducciones de
matrícula d...
Redacción Aprendemas
Entrevista a Marta Galea, secretaria general de ASEPROCE
Redacción Aprendemas
“En tiempos de crisis, la gente es consciente de la importancia
de contar con una buena formación que...
Redacción Aprendemas
¿Qué novedades merecen mención en lo que se refiere a la oferta de programas de
inmersión lingüística...
Redacción Aprendemas
¿Cuáles son los problemas más comunes que suelen surgir a los españoles cuando realizan
una inmersión...
Redacción Aprendemas
Los destinos más atractivos para estudiar idiomas en
el extranjero
Redacción Aprendemas
Los destinos más atractivos para estudiar idiomas
en el extranjero
Inglaterra, Estados Unidos, China ...
Redacción Aprendemas
Interesante en el país son también sus universidades y sistema educativo que, sobre todo,
sobresale e...
Redacción Aprendemas
No obstante, Nueva York sigue siendo también un buen destino para las personas
que tienen interés en ...
Redacción Aprendemas
hecho de que los centros en los que se aprende chino estén ubicados principalmente en estas
dos ciuda...
Redacción Aprendemas
Muchas alternativas para un mismo objetivo
Redacción Aprendemas
Muchas alternativas para un mismo objetivo
Es una aventura que empieza desde muy pequeño que puede al...
Redacción Aprendemas
Es importante para estas edades dirigirse a organizaciones reputadas y que ofrezcan plena
confianza. ...
Redacción Aprendemas
Lo habitual en los cursos ‘junior’ es incluir clases generales de inglés, francés o francés,
según el...
Redacción Aprendemas
disciplinas habituales de aprendizaje de idiomas con objetivos específicos lo que algunas
organizacio...
Redacción Aprendemas
Lógicamente, cualquiera de estos servicios tan personalizados implica costes mucho más
elevados. El r...
Redacción Aprendemas
Más allá el voluntariado es una manera de vivir la experiencia internacional de los idiomas a
un prec...
Redacción Aprendemas
A precio de saldo
Becas para estudiar idiomas en otro país
Redacción Aprendemas
A precio de saldo: becas para aprender idiomas
en otro país
Si a las 29.000 becas del Ministerio de E...
Redacción Aprendemas
curso debe tener una duración mínima de 3 semanas, entre el 1 de julio y el 30 de noviembre,
y debe c...
Redacción Aprendemas
el presente curso de la totalidad de los créditos que le resten para finalizar los estudios en la
dip...
Redacción Aprendemas
curso de idiomas y las visitas culturales programadas, serán los costes cubiertos por la ayuda.
Ademá...
Redacción Aprendemas
Aunque el plazo para solicitarlas ya ha expirado, la página web del IVAJ mantiene el acceso a
una guí...
Redacción Aprendemas
Claves para la elección de un año académico en el
extranjero
Redacción Aprendemas
Claves para la elección de un año académico en el
extranjero
¿A qué edad es conveniente enviar a un n...
Redacción Aprendemas
Suiza no ha dejado de ser un país para las élites pero sí es
cierto que cada vez más abundan estudian...
Redacción Aprendemas
Por su parte, Augusto Lamo, director de Programas de International Home Student considera
muy aptos l...
Redacción Aprendemas
Canadá es un país muy rico en culturas y con una extensa y bella geografía que abarca
paisajes natura...
Redacción Aprendemas
‐Requisitos: A partir de 12 años
‐Alojamiento: Familias o internados entre semana y familias fines de...
Redacción Aprendemas
Cuando el empleo llega tras hacer las maletas
Redacción Aprendemas
Trabajo y prácticas en el extranjero: Cuando el
empleo llega tras hacer las maletas
A medida que la c...
Redacción Aprendemas
Entretenimiento y ocio. La creciente presencia de parques temáticos dedicados al
entretenimiento se h...
Redacción Aprendemas
Becas de movilidad
Existe un amplio programa de becas que fomentan la movilidad y la formación profes...
Redacción Aprendemas
Los gastos de alojamiento, manutención y seguros suelen correr a cargo de las organizaciones,
mientra...
Redacción Aprendemas
inmigración, y el hecho de que si la persona interesada va a ir acompañada de familiares,
estos deber...
Redacción Aprendemas
Visados: dónde y cuándo es obligatorio
Redacción Aprendemas
Visado: Dónde y cuándo es obligatorio
Los españoles, como ciudadanos comunitarios, tenemos el derecho...
Guía de idiomas en el extranjero
Guía de idiomas en el extranjero
Guía de idiomas en el extranjero
Guía de idiomas en el extranjero
Guía de idiomas en el extranjero
Guía de idiomas en el extranjero
Guía de idiomas en el extranjero
Guía de idiomas en el extranjero
Guía de idiomas en el extranjero
Guía de idiomas en el extranjero
Próxima SlideShare
Cargando en…5
×

Guía de idiomas en el extranjero

2.749 visualizaciones

Publicado el

Si estás pensando en estudiar fuera, consulta esta Guía de Idiomas en el Extranjero 2010.

Publicado en: Educación
0 comentarios
1 recomendación
Estadísticas
Notas
  • Sé el primero en comentar

Sin descargas
Visualizaciones
Visualizaciones totales
2.749
En SlideShare
0
De insertados
0
Número de insertados
4
Acciones
Compartido
0
Descargas
17
Comentarios
0
Recomendaciones
1
Insertados 0
No insertados

No hay notas en la diapositiva.

Guía de idiomas en el extranjero

  1. 1. Redacción Aprendemas Guía de Idiomas en el Extranjero 2010 Como el mundo está lleno de oportunidades, también para ti, te presentamos nuestra ‘Guía de Idiomas en el Extranjero 2010’ con toda la información sobre destinos, programas, visados, becas y testimonios de quienes ya han vivido esta inolvidable experiencia… Elaborada por Lourdes Gallardo, Fermín Gómez, Eva del Amo, Jarea Satué, Eva Sereno y María M. Ferrández Marzo de 2010
  2. 2. Redacción Aprendemas Estudiar idiomas en el extranjero: eficacia probada
  3. 3. Redacción Aprendemas Estudiar idiomas en el extranjero: Eficacia probada La forma más completa, y dicen que duradera, de aprender idiomas es viajar a un país extranjero. El hecho de conocer de primera mano la cultura, costumbres y gente nativa aporta un valioso añadido a ese aprendizaje que difícilmente se puede conseguir de otra manera. Lourdes Gallardo La idea de que salir al extranjero constituye la manera más eficaz de aprender idiomas. El hecho de convivir en otro país con personas nativas, acostumbrar el oído a ese nuevo idioma, conocer la cultura desde cerca y adquirir vocabulario del día a día, es prueba irrefutable de que se termina asimilando esa nueva lengua. A idiomas más comunes como el inglés, francés, alemán o italiano, se unen ahora otras lenguas mucho más atrevidas que están despertando enorme interés entre los españoles como el chino, el ruso o el árabe. Y eso a pesar de que sólo un 8% reconoce que está estudiando algún idioma en la actualidad. Así lo expone el último barómetro del CIS (Centro de Investigaciones Sociológicas) correspondiente al mes de febrero de 2010 que recoge la opinión de 2.500 personas. Según este estudio la mayoría consideramos que los idiomas son muy importantes, pero en cambio no nos decidimos a ir a por ellos. ¿Por qué? ¿A qué se debe esa falta de empuje? Todo parece indicar que no es suficiente la cultura de idiomas que existe en nuestro país. Faltan prácticas usuales que pasen por ofrecer películas en versión original, fomentar la comunicación en distintas lenguas en las empresas, incorporar el aprendizaje de idiomas desde temprana edad (en eso no fallamos con respecto a Europa) pero acompañar ese aprendizaje temprano durante toda la etapa académica, y también profesional. Y el mismo esfuerzo que se está haciendo por integrar las nuevas tecnologías en nuestra vida diaria, debería hacerse igualmente con los idiomas. Porque la tecnología es el futuro, pero los idiomas también. El hecho de que vivamos en un mundo cada vez más globalizado hace extrapolar la famosa historia de la Torre de Babel a nuestra realidad actual, donde se entremezclan en nuestra vida cotidiana idiomas de lo más diverso: inglés, francés, alemán, italiano, portugués, chino, ruso, árabe, japonés, rumano, ucraniano, polaco… ¿Dónde aprenderlos? A pesar de que la oferta de cursos y programas es cada vez más amplia en nuestro país, tres de cada cuatro españoles consultados por el CIS considera que para aprender bien un idioma extranjero es necesario un período de estancia en el país en que se habla ese idioma. Parece que la llegada del Plan Bolonia al sistema universitario trae consigo un acercamiento al estudio de los idiomas, que serán parte integrante de los nuevos grados. O la nueva Prueba de Acceso a la Universidad, que incorpora a partir de este año una prueba oral de idiomas. Y también se percibe un esfuerzo gubernamental y autonómico por ofrecer cada año becas y ayudas para salir a estudiar a otro país. Claros ejemplos son las 29.000 becas que ofrece el Ministerio de Educación para estudiar idiomas en el extranjero, los centenares de ayudas económicas de las Comunidades Autónomas, las famosas becas Erasmus que posibilitan cada
  4. 4. Redacción Aprendemas año la movilidad por Europa a más de 160.000 universitarios europeos o las reducciones de matrícula de muchas escuelas y academias privadas. El gusto por aprender idiomas, poder viajar a otros países sin que la comunicación sea un impedimento y las mayores posibilidades laborales son los motivos principales que impulsan a los españoles a estudiar otra lengua. De hecho, preguntados sobre cuáles eran los aspectos más importantes hace 10 años para encontrar trabajo, el conocimiento de idiomas figura en uno de los últimos puestos por detrás de la experiencia profesional, la formación académica, e incluso la apariencia y los conocimientos informáticos. En cambio ahora ese dominio de lenguas suma puntos a los candidatos aspirantes a un puesto de trabajo, pues los consultados lo consideran hoy requisito preferente para las empresas. Lo avala un reciente informe de la Cámara de Comercio de Madrid que señala que el aspecto que más valoran las empresas a la hora de seleccionar al candidato 10 es el perfecto dominio del inglés. Así que, si nos regimos por estas exigencias del mercado laboral, en nuestro país no abundan los que reúnen todas las habilidades del candidato ideal. Y es que dos tercios de los españoles (63,1%) admite que no sabe ni hablar ni escribir en inglés, mientras que el 7% asegura que sólo lo lee y el 6,4% que sólo lo escribe, según el CIS. De hecho, sólo los húngaros y checos se sitúan por debajo de nosotros en el mapa de los 27 de la UE. Razón de más para aprovechar esa carencia, decidirse por superar de una vez por todas los idiomas, y así dar un plus al expediente académico y profesional a cualquier edad. Para ello, nada mejor que hacer las maletas y elegir destino porque, tal y como expone el Ministerio de Educación en el preámbulo a la resolución de la convocatoria de becas para idiomas en el extranjero “la experiencia demuestra que para obtener un buen conocimiento de otras lenguas en conveniente pasar algún período de tiempo en los países correspondientes”. Ante la ingente cantidad de información que existe de cursos de idiomas en el extranjero, te presentamos esta guía para no dejar ni un cabo suelto y dar, por fin, carpetazo a la asignatura pendiente de los idiomas. El mundo está lleno de oportunidades, sólo hay que saber aprovecharlas. * * * *
  5. 5. Redacción Aprendemas Entrevista a Marta Galea, secretaria general de ASEPROCE
  6. 6. Redacción Aprendemas “En tiempos de crisis, la gente es consciente de la importancia de contar con una buena formación que incluya el dominio de otras lenguas” Entrevistamos a Marta Galea, secretaria general de ASEPROCE, la Asociación Española de Promotores de Cursos en el Extranjero. Por Jarea Satué ¿Qué es lo que más motiva para que hoy alguien se decida a estudiar idiomas? Todos sabemos, y tenemos experiencias propias o cercanas que así lo demuestran, que el conocimiento de una segunda lengua es primordial, tanto para iniciar y desarrollar una carrera profesional como para la vida personal y de ocio. ¿Este año, con la crisis, se está notando una menor demanda de programas lingüísticos en el extranjero? Nosotros estamos constatando, como mínimo, la misma demanda que el año pasado. La experiencia nos indica que en tiempos de crisis y precariedad laboral, los estudiantes y sus familias son más conscientes de la importancia que tiene contar con una buena formación que incluya el dominio de otras lenguas, y muy especialmente el inglés, de cara a su incorporación al mercado laboral. ¿Qué medidas están tomando los promotores de cursos en el extranjero para contrarrestar esta posible caída? No constatamos de momento esa caída. Como siempre, intentamos ofrecer una amplísima gama de cursos y programas para estar en condiciones de atender no sólo cualquier necesidad personal o profesional en este sentido, sino también para que el aprendizaje o el perfeccionamiento de un idioma pueda compaginarse con el ocio como puede ser con la práctica de un deporte o un hobby como el cine, la danza o la gastronomía. Incluso ofrecemos cursos para familias completas para que, al tiempo que pasan las vacaciones juntos, siguen un curso de lengua extranjera. ¿Cuál es el perfil de aquellos que se deciden a estudiar un idioma en el extranjero? Cabe señalar que el 57% de nuestros alumnos son menores de edad. Pero también contamos con estudiantes universitarios, profesionales, familias… Incluso estamos registrando un incremento en la demanda de cursos para mayores de 50 años. Las posibilidades para realizar un curso de idiomas en el extranjero son casi ilimitadas y adaptadas a cualquier edad y situación. ¿Es cierto, como se puede pensar, que estudiar idiomas es sólo cosa de jóvenes? ¿Qué edad es buena para hacer una primera inmersión lingüística? ¿Y la mínima edad? La edad recomendada para salir fuera de España sería a partir de los 12 ó 13 años, aunque cada vez van más jóvenes de 10 y 11 años. Una opción para los más pequeños, de 6 a 10 años, son los campamentos de idiomas en España, que constituyen una buena forma de prepararse para dar después el salto al extranjero. Y para aprender o para perfeccionar un idioma no hay un tope de edad como lo muestra la aceptación que están teniendo los cursos para personas de más de 50 años. Si ha habido una evolución que ha desplazado a los idiomas tradicionales por otros propios de países emergentes o en vías de desarrollo, ¿a qué cree que se debe esta tendencia? El inglés sigue siendo el idioma estrella. La inmensa mayoría, un 94%, se decanta por este idioma. De todas formas empieza a observarse una cierta tendencia a buscar destinos nuevos como China o Rusia. Son países emergentes que pueden ofrecer nuevas posibilidades.
  7. 7. Redacción Aprendemas ¿Qué novedades merecen mención en lo que se refiere a la oferta de programas de inmersión lingüística? Aparte de los programas tradicionales que se siguen desarrollando, merece la pena mencionar las estancias combinadas de estudio y ocio o deporte, que permiten unir el aprendizaje de un idioma extranjero con el estudio y la práctica de una afición de interés. Por ejemplo: inglés y práctica de deportes; inglés y clases y actividades de cine, música o danza; viaje 4x4, o vida en una granja. También francés y cursos de gastronomía, o de catas de vinos. Otro programa con bastante demanda es el dirigido a familias completas. Facilita el alquiler de apartamentos y las clases de inglés adaptadas a todas las edades. Además, el grupo familiar puede elegir entre múltiples actividades, visitas y excursiones. ¿Cuál es la estimación del número de españoles que este verano irá al extranjero a aprender idiomas? Estimamos que unos 140.000. ¿Cuáles son los países más demandados para aprender idiomas? ¿Y los que más crecen? Gran Bretaña, Irlanda y Estados Unidos son los más demandados. Y dentro de EEUU estamos viendo que crece el interés por el estado de California como destino. En los últimos años han crecido Malta, China y Canadá. ¿Cuáles son los países referentes por su calidad y buen hacer en materia de inmersiones lingüísticas? Todos los países que son destino habitual para el aprendizaje de su lengua cuentan con centros profesionales, especializados y reconocidos, como los que ofrecen los programas de nuestros asociados. De un nivel bastante básico, ¿cuál sería el período mínimo para que un español logre una buena competencia lingüística en un idioma extranjero? A partir de las 4 semanas se empiezan a notar resultados. Para lograr una buena competencia lingüística habría que dedicar algo más de tiempo. En este sentido debo señalar que hay programas, como el Año Escolar en el Extranjero, que consisten en realizar un curso equivalente a uno de ESO o de Bachillerato y tras el cual los chicos vienen dominando absolutamente el idioma. ¿Notáis ahora un mayor interés de los programas ‘Work & Study’ por parte de los jóvenes universitarios? Es cierto que en estos momentos de crisis y de precariedad laboral existe cierta demanda de programas de prácticas laborales. ¿Cree que este año saldrá más barato salir al extranjero de cara a una inmersión lingüística? Los precios se mantienen respecto a los del año pasado. Existen precios bastantes ajustados para realizar un curso en el extranjero. ¿Qué país es el más barato? En lo que respecta al curso y al alojamiento tienen precios similares. Cuando hay mayor variación se debe, fundamentalmente, al cambio de la divisa y del billete de avión. Dónde se puede ahorrar y donde no se debería en un programa de inmersión lingüística. En programas donde hablamos de formación, de seguimiento individualizado, de seguridad, etc., hay que considerar que el ahorro puede ir en detrimento de la calidad, de la atención personalizada, de la eficacia; en fin, del éxito del curso. Y si esto es importante, en el caso de que los que se desplazan son menores, lo es mucho más.
  8. 8. Redacción Aprendemas ¿Cuáles son los problemas más comunes que suelen surgir a los españoles cuando realizan una inmersión lingüística en el extranjero? Nosotros siempre damos una serie de consejos, especialmente a los más jóvenes, para evitar en lo posible cualquier contratiempo, por pequeño que sea. En general deben tener en cuenta que las costumbres, e incluso las leyes, en otros países pueden ser distintas a las nuestras y es muy importante que las respeten. ¿Qué debería hacer un español cuando tiene un problema importante durante su inmersión y la empresa promotora no se lo resuelve? Cuando se contrata con una empresa promotora profesional y experta, siempre tiene capacidad para resolver algún problema o dificultad que eventualmente pudiera presentarse durante el curso. ¿Qué supone para los centros promotores de idiomas en el extranjero estar dentro de ASEPROCE? Además de pertenecer a una asociación con más de 20 años de andadura, en la que se integran ya más de 70 empresas y organizaciones que han de cumplir un exigente código ético, ser miembro de ASEPROCE supone también un importante apoyo en forma de relaciones y representación ante las administraciones públicas, presencia en ferias generales de educación y otros eventos, comisiones permanentes de trabajo o servicios de mediación y arbitraje entre asociados y sus clientes. ¿Cuál es la misión y aportación de ASEPROCE tanto a empresas promotoras como a usuarios? Nuestro objetivo fundamental es promover la calidad y la profesionalidad de las empresas del sector y defender los intereses de los estudiantes. ASEPROCE exige a sus miembros el cumplimento de un código ético que les obliga a prestar sus servicios de manera competente, informando verazmente al cliente antes de la contratación del programa y coordinando la estancia de forma eficaz durante el transcurso de la misma. Pasos y aspectos a considerar de cara a elegir una empresa promotora de inmersiones en el extranjero. ASEPROCE aconseja organizar con tiempo el viaje para poder recabar toda la información necesaria y analizarla con tranquilidad. De esta manera se puede comparar y elegir el curso y el país o destino que más y mejor se adapten a las circunstancias personales, educativas o profesionales de cada uno. Y además, cuanto antes de organice, hay mayor seguridad de contar con plazas en ese curso escogido. También es muy importante acudir a las sesiones de orientación previa que convoca cada empresa u organización. Por lo que respecta a la elección aconsejamos dirigirse a una empresa especializada que cuente con amplia experiencia, se rija por criterios de máxima profesionalidad, y facilite asesoramiento personalizado y respaldo constante a los estudiantes. Las encuadradas en ASEPROCE cumplen esas exigencias. Un consejo para quien todavía no ha se ha decidido. Considerar que la realización de un curso de idiomas en el extranjero es una magnífica inversión de cara el futuro ya que, como señala el propio Ministerio de Educación en la reciente convocatoria de 29.000 becas para realizar estos cursos “la experiencia demuestra que para obtener un buen conocimiento de otras lenguas es conveniente pasar algún periodo de tiempo en los países correspondientes”. Hoy, dominar una segunda lengua, y muy especialmente el inglés, es primordial a la hora de buscar trabajo y de desarrollar una carrera profesional. También lo es para la vida personal y de ocio; no en vano estamos viendo cómo personas ya jubiladas o próximas a la jubilación, se están animando a seguir nuestros cursos. * * * *
  9. 9. Redacción Aprendemas Los destinos más atractivos para estudiar idiomas en el extranjero
  10. 10. Redacción Aprendemas Los destinos más atractivos para estudiar idiomas en el extranjero Inglaterra, Estados Unidos, China o Francia son algunos de los destinos más habituales para aprender un idioma en el extranjero. Los centros especializados ofrecen nuevas ciudades o países en los que, además de aprender la lengua extranjera, se disfruta de una amplia oferta cultural, hacer amigos o mejorar el currículum profesional. Oportunidades laborales que se concentran en Estados Unidos, Canadá y, sobre todo, Sudáfrica con el Mundial de Fútbol. Pero, ¿qué ofrece cada destino? Eva Sereno El mapa de países en los que se puede aprender una lengua extranjera es infinito. Elegir el destino no siempre es fácil, aunque en la elección siempre se tienen en cuenta otros aspectos adicionales al aprendizaje del idioma como es la posibilidad de conocer nuevos lugares y vivir nuevas experiencias o la oferta cultural que se puede realizar en ese lugar. Como, evidentemente, el idioma más demandado sigue siendo el inglés, los destinos que más abundan son los relacionados con el aprendizaje de la lengua anglosajona. Entre los destinos estrella a la hora de aprender inglés figuran Londres, Nueva York y Malta, tres ciudades que son siempre muy solicitadas, aunque “luego hay personas que se decantan por otras localidades como Dublín o Brighton porque tienen una mejor relación calidad precio”, según explica a aprendemas.com Alicia Escobar, de Viajar y Estudiar. Normalmente, estos destinos son para personas menores de 25 años que, además, suelen coincidir con la realización de su primera estancia en el extranjero y lo que se busca, sobre todo, es facilidad en el desplazamiento, además de hacer nuevos amigos. Unos destinos dentro de los que este año causa más interés y expectación Sudáfrica, por la celebración del Mundial de Fútbol y las oportunidades que ofrece de empleo, al mismo tiempo que se practica la lengua inglesa. Principalmente, las oportunidades laborales del Mundial de Fútbol se centran en las sedes en las que se disputarán los partidos de fútbol entre las que se encuentran Johannesburgo, Bahía Nelson Mandela, Ciudad de Cabo, Mangaung/Bloemfontein, Nelspruit, Polokwane, Rustenburgo y Tshwane/Pretoria. El empleo gira en torno a las actividades relacionadas con el mundial, aunque también se presentan interesantes opciones que pueden ser a tiempo parcial, para ingenieros, directores financieros o desarrolladores de web, o para empresas que operan en sectores como la maquinaria, la automoción y la energía. Además, Sudáfrica ofrece numerosos atractivos turísticos como los safaris y magníficos paisajes como el parque internacional Kgalagadi, las montañas del Dragón, pueblos pesqueros, granjas y poblados y zonas que se están convirtiendo en más turísticas como V & A Waterfront, en Ciudad del Cabo, en la que merece la pena visitar su acuario y los museos marítimos. Y, aparte, uno de sus principales atractivos son las compras y el patrimonio cultural, así como la música en vivo que puede escucharse a manos de músicos de jazz & blues. La oferta de ocio nocturno es también muy variada y hay clubes nocturnos especializados en música house o en tecno‐raves.
  11. 11. Redacción Aprendemas Interesante en el país son también sus universidades y sistema educativo que, sobre todo, sobresale en campos como la ciencia. Para los universitarios un buen destino es Cape Town, ya que combina los centros universitarios con los de enseñanza del inglés. No obstante, la variedad de lenguas que se hablan en Sudáfrica le convierten en un país idóneo para aprender más de un idioma extranjero. Es toda una torre de babel porque sus habitantes son descendientes de holandeses, alemanes, británicos y franceses, aunque también hay portugueses y chinos, comunidad esta última que está considerada como la segunda más importante. En total, en el país se hablan once lenguas. En el caso de Londres, además de aprender la lengua anglosajona, la ciudad es cuna de la cultura y se puede disfrutar de una amplia oferta cultural sin coste alguno porque en ‘la city londinense’ “los museos y galerías de arte son gratis”, señala Alicia Escobar. Aparte, la ciudad es una de las más idóneas para realizar compras tanto en tiendas de lugares tipo Notting Hill como en los numerosos mercadillos, entre los que cabe destacar el de Candem Towm o Covern Garden. También pueden visitarse edificios emblemáticos como Buckingham Palace o la casa del primer ministro británico, en Downing Street, o hacer excursiones a los alrededores, acercarse a la playa de Cornualles y por supuesto visitar las universidades de Oxford o Cambridge. Otro punto de gran interés en Inglaterra es Shouthampton, situado al Sur del país y que cuenta con uno de los puertos comerciales más importantes del Reino Unido. Es conocido por ser el puerto de partida del viaje inaugural de Titanic; también destaca Barnard Castle, que es una combinación de historia medieval y tradición mercantil cerca de Durham o York. Por su parte Nueva York es uno de los destinos más espectaculares “por la ciudad en sí y por ser el centro del mundo de la política y la cultura”, cuenta Alicia; mientras que Malta es una “combinación de aprendizaje del idioma y vacaciones de verano” en una isla mediterránea y exótica que es elegida por muchos españoles, sobre todo, durante los meses estivales. Estos dos destinos, al igual que Inglaterra, son indicados para las personas más jóvenes porque lo que se busca normalmente es “ampliar la red de amistades, conocer gente y realizar alguna preparación para ir a universidades como Oxford o Cambrigde”. Habitualmente se opta por Londres, Dublín o Malta porque es más fácil desplazarse y más económico, sobre todo, la ciudad irlandesa que además ofrece el atractivo de haber sido una ciudad fundada por vikingos desde hace más de 100 años y poder realizar cruceros por el río Shannon o visitar los jardines de Glendalough. Las personas mayores de 25 años se decantan por otros destinos como Australia, las islas Fidji, Nueva Zelanda o Hawaii, que “son más solicitados por quienes ya conocen Nueva York, Londres o Malta. Lo que se suele buscar es la diferencia porque Madrid, Reino Unido y Nueva York son lugares más parecidos, pero vivir en Australia o las islas Fidji es otra cosa”, opina Alicia. Por ejemplo, dentro de Australia, uno de los puntos más solicitados es Brisbane por la barrera de coral, aparte de ser una buena elección para todos los amantes del buceo o deportes náuticos; mientras que Hawaii, además de por ser muy exótica, es una alternativa a Estados Unidos para quienes piensan en tener oportunidades laborales ante la dificultad de obtener el visado en USA. Por este mismo motivo muchas personas acaban decantándose por Vancouver (Canadá), sobre todo, en un momento en el que como consecuencia de los juegos olímpicos hay más empleo. Este país también atrae por su naturaleza, ríos, lagos y las playas en el Océano Pacífico.
  12. 12. Redacción Aprendemas No obstante, Nueva York sigue siendo también un buen destino para las personas que tienen interés en desarrollar una carrera profesional, al igual que otros puntos de Estados Unidos, país al que muchas personas deciden entrar a través de programas de Summer Work & Travel que incluyen “trabajos de verano en los que el contrato se realiza en origen y no hay problemas con el visado porque son programas auspiciados por el Estado”, indica María Antonia Ortiz, directora de Infort Idiomas. Otros puntos dentro de Estados Unidos que también despiertan interés son Minnesota por las excursiones a los lagos y al parque de atracciones Valley Fair; Denver con las montañas rocosas; Washington, en el área de Seattle por su naturaleza de bosques de pinos, ríos y lagos y la posibilidad de visitar el Museo de Ciencias del Pacífico y el Puerto o el Aquarium de Seattle, y Richmond por su valor histórico y la oportunidad de conocer Washington DC. Con fines profesionales, ahora destinos como Dublín (Irlanda) o Londres están más colapsados, y las personas optan por ir hacia Canadá o la cosmopolita Nueva Zelanda, que también es demandado porque vivir allí es una experiencia totalmente distinta. En estos destinos, al igual que también en otros países se pueden realizar prácticas remuneradas en supermercados u hostelería, entre otras posibilidades, con lo que “el aprendizaje del idioma se acelera al estar en contacto con la gente”, explica Nieves López, directora de Marketing de Viajar y Estudiar, quien señala que se busca el puesto de trabajo que desea la persona, bien sean prácticas remuneradas o sin remuneración. Los destinos más exóticos como Australia, India o Sudáfrica, aunque son más demandados por los mayores de 25 años, también cuentan con solicitudes de jóvenes que “quieren aprender un idioma y realizar un voluntariado social”, matiza María Antonia Ortiz. “A los jóvenes les llama la atención el voluntariado y conocer diferentes países más exóticos como Sudáfrica en el que pueden ir a una granja a cuidar animales o la India para colaborar en proyectos con niños desfavorecidos”, explica. Australia y Nueva Zelanda, además de por el voluntariado, son llamativos y muy atractivos por su naturaleza. Además del inglés, también se viaja al extranjero para aprender otros idiomas como francés o alemán. En este caso, los puntos más atractivos son Berlín y Hamburgo y la zona Sur de Baviera. Ciudades como Freiburg, por su universidad y por estar situada en plena Selva Negra, o Augsburg, la ciudad más antigua de Baviera, son referencia a la hora de aprender la lengua germana. Para aprender francés, la ciudad por excelencia es París, que ofrece una gran oferta cultural y patrimonial, y la zona de la Costa Azul con localidades como Cap d’Ail, que presenta un amplio abanico de opciones para los amantes de la cultura en la que se aúna el teatro, el cine o los bailes. Además, es un enclave ideal para realizar excusiones y abre las puertas a la posibilidad de visitar otras localidades de la Costa Azul como Niza o Montecarlo, de gran atractivo turístico. Otro punto de interés son las universidades francesas como las de Grenoble o Montpellier por razones ya formativas de la propia persona. China es desde hace unos años uno de los destinos que está más en alza. Para aprender el idioma, las personas se decantan por ciudades como Beijing, conocida por la plaza de Tiananmen y la Ciudad Prohibida, o Shanghai, la ciudad más grande de China, incluso por delante de Pekín, y aunque no es una ciudad muy turística sí merece la pena visitar los jardines de Yu Yuan y el Museo de Shanghai. Son los dos puntos neurálgicos del país, sobre todo, Shanghai en el ámbito económico al celebrarse allí ferias internacionales de gran envergadura y que están reconocidas como las más importantes del mundo, y que permiten aprender la cultura y tradiciones del país. El
  13. 13. Redacción Aprendemas hecho de que los centros en los que se aprende chino estén ubicados principalmente en estas dos ciudades, Shanghai y Beijing, influye también a la hora de elegir estos destinos para aprender chino. Además de este amplio abanico de alternativas, las posibilidades son todavía mayores y muchos estudiantes deciden pasar un curso académico en otro país para aprender el idioma al mismo tiempo que siguen recibiendo su formación reglada. Por ejemplo, en el caso de estudiantes de ingeniería y económicas y empresariales, según datos facilitados por la Universidad de Zaragoza se decantan por Alemania y Francia, aunque los economistas y empresarios a la hora de aprender inglés empresarial o del mundo de los negocios prefieren otros destinos como Estados Unidos o Londres. Por su parte, los estudiantes de Ciencias de la Salud optan por Italia, país que es también otro de los destinos más demandados, junto con Alemania, para los estudiantes de Estudios Sociales. Por su parte los médicos se decantan por Francia, país elegido además por estudiantes de Filosofía y Letras, junto con Alemania y el Reino Unido. Los estudiantes de Derecho prefieren Italia, Francia y Polonia. Turquía presenta atractivo para los alumnos de Ciencias Sociales y Humanas. No obstante, Estados Unidos es el país que se lleva el primer puesto de entre los estudiantes que consiguen una beca para desplazarse hasta allí y sigue siendo el país por excelencia para los universitarios en general con independencia de los estudios que realicen. Y los países de América Central y Latina como México, Brasil, Venezuela y Argentina son los elegidos para disfrutar de programas de intercambio y, aunque en algunos se habla español, el objetivo es profundizar en la formación, conocer nuevos sitios y vivir nuevas experiencias ampliando el círculo de amigos. * * * *
  14. 14. Redacción Aprendemas Muchas alternativas para un mismo objetivo
  15. 15. Redacción Aprendemas Muchas alternativas para un mismo objetivo Es una aventura que empieza desde muy pequeño que puede alargarse hasta más allá de la jubilación. Las posibilidades que hoy ofrecen los promotores de idiomas en el extranjero para realizar una inmersión lingüística son prácticamente infinitas, personalizadas a todo tipo de colectivos y a las inquietudes más diversas. Hablamos, en definitiva, de una actividad apta para todos los públicos y, ahora que tanto aprieta la crisis, para cualquier bolsillo. Fermín Gómez Cursos ‘Junior’ – Programas para jóvenes y universitarios – Para profesionales y ejecutivos – Cursos ‘Low Cost’ – Inmersiones para gente rara Que nadie piense que una inmersión lingüística en el extranjero es, simplemente, un programa para aprender idiomas. Desde luego, mal empiezan aquellos que van a otro país con esa única idea. Cierto que uno puede alcanzar dicho objetivo si a ello se dedica con absoluta entrega. Hablaría quizá como el mismísimo rey de las letras inglesas o como Moliere, si estudiara francés, y, sin embargo, podría haber sido un tiempo estéril en otros muchos aspectos relevantes. Son tantas y tan intensas las vivencias acumuladas durante un viaje lingüístico que no resulta lógico que uno vuelva con el escaso recuerdo de lo que fue su actividad en el centro de idiomas. Más allá, habrá visitado sitios, descubierto paisajes, conocido gentes muy distintas, vivido peripecias y aprendido lecciones que, sin duda, quedarán de por vida en la memoria del viajero. Es imposible que un viaje de estas características deje indiferente a uno y que no aporte cosas positivas. Al final, suele suceder que el recién llegado vuelva totalmente determinado a repetir la experiencia en cuanto sea posible. En un mundo como el actual, aprender idiomas es tan necesario como el comer. Ya no vale limitarse a lo que aprendimos en el colegio o en esa lejana inmersión veraniega cuando todavía uno era estudiante de bachillerato. Hay que asumir que el aprendizaje de idiomas es una asignatura para toda la vida y que deberemos hacer al menos varias inmersiones lingüísticas en nuestra etapa académica y luego profesional. Esta aventura empieza desde la infancia Desde muy temprana edad y hasta aquellos ya jubilados, también, por supuesto, jóvenes, universitarios, ejecutivos y profesionales, a todos ellos, atañe el gran desafío de los idiomas. Las empresas promotoras de idiomas en el extranjero tienen claro que su oferta ha de dar respuesta a una demanda cada vez más exigente por parte de colectivos con muy distintas inquietudes y necesidades. Inmersiones lingüísticas pueden hacerse desde una edad muy temprana. Ya existen programas enfocados a niños desde los siete u ocho años. Lo aconsejable es que partir de los diez años y siempre antes de los 14 los niños empiecen a realizar inmersiones en el extranjero. De hecho, es posible que los padres acompañen a sus familiares más pequeños gracias a los novedosos programas de inmersión para toda la familia.
  16. 16. Redacción Aprendemas Es importante para estas edades dirigirse a organizaciones reputadas y que ofrezcan plena confianza. En estas edades es clave el control y apoyo al alumno por parte de la empresa organizadora. Lo normal entre los más jóvenes es que se integren en una familia local en el lugar de destino. Aparte de resultar muy favorable para adaptación e integración del joven al país y para la práctica del idioma, es también la opción más económica. Otra ventaja, si la selección de las familias por parte de la organización se ha realizado de manera escrupulosa, es que menor estará controlado y atendido en todo momento, para tranquilidad de los padres. En este tipo de programas pasa a veces que surge el conflicto entre el joven y la familia anfitriona, o que esta no cumple con unas expectativas mínimas. Es ahí donde la organización ha de estar a la altura y dar una rápida solución para que el que el estudiante cambie de familia a la mayor brevedad, en dos o tres días máximo. Pasa a menudo que una misma familia acoja a dos o más alumnos visitantes en su vivienda. No es algo que suponga un inconveniente si éstos tienen distinta lengua materna y la organización ha informado previamente de tal circunstancia. Pero ocurre que algunas organizaciones no lo cumplen pese a haberse comprometido y en este caso lo lógico es que el afectado reclame un cambio y que éste se lleve a cabo a la mayor brevedad. Claro que el joven visitante también deberá cuidarse de cumplir las reglas básicas de convivencia y costumbres de la familia anfitriona. De manera general, deberá atenerse a una serie de pautas, tales como, avisar con una semana de antelación sobre el día y hora de llegada, procurar en la vivienda no hacer excesivo ruido, no poner la radio o televisión demasiado fuerte, no llevar invitados con demasiada frecuencia, no eternizarse en el baño y consumir moderadamente agua caliente. A no ser que lo autorice la familia, no hay que fumar en la vivienda y tampoco realizar llamadas telefónicas más allá de las 22 horas. Hasta los 15 años, la inmersión en familia es la opción más generalizada y en todo punto recomendable. Incluyen estos cursos junior, casi sin excepción, un programa de clases de idiomas general de 3 a 4 horas diarias en un centro cercano al lugar de residencia. Lo deseable es que el centro reúna un alumnado suficiente para dividirlo en al menos tres grupos según el nivel de competencia ligüística. Las excursiones y visitas culturales también son cosa habitual en este tipo de programas. A veces forman parte de paquete ofertado desde España, con lo cual no tendría que desembolsar ninguna cantidad. Es importante dejar clara esta cuestión antes de partir para la inmersión ya que, de no estar incluidas, suelen incrementar sustancialmente los gastos de estancia. Camps, Campamentos y Residencias Los campamentos ‘multiactividad’ son otra opción que gozan de gran demanda entre los jóvenes menores de 15 años. Hay que dejar claro que campamento no es sinónimo de instalaciones precarias. Cierto que se ubican casi sin excepción en el medio rural, pero sus instalaciones gozan de todas las comodidades, alcanzando a día de hoy unos estándares de calidad muy altos. Los internados o residencias son, por último, el tercer tipo de alojamiento más propio entre los menores. Este tipo de alojamientos se distribuyen en habitaciones bastante grandes donde los españoles compartirán espacio con jóvenes del país anfitrión y de otras nacionalidades, siendo siempre controlados por monitores nativos.
  17. 17. Redacción Aprendemas Lo habitual en los cursos ‘junior’ es incluir clases generales de inglés, francés o francés, según el país de destino. No obstante, entre las familias más exquisitas se está empezando a popularizar un tipo de oferta con actividades específicas. Son los llamados ‘camps’ o programas especializados en deportes como el golf, fútbol, baloncesto, tenis, vela y otros. Los distingue el hecho de que dicha actividad tiene igual o incluso mayor peso que el programa de idiomas. A veces estos programas tienen el respaldo de entrenadores o equipos de primera línea o se realizan en academias especializadas. Suele ser la opción de jóvenes que ya han tenido inmersiones anteriores y buscan, aparte de mejorar su destreza en determinado deporte, un menor contacto con los españoles. Evidentemente, este tipo de cursos tienen un mayor precio, siempre por encima de los 3.000 euros, a veces más caros tratándose de equitación, golf o programas avalados por deportistas y academias de gran prestigio Por fin lejos de los progenitores No hay cosa que más fastidie a un joven de 17 años que el control de un adulto. Aunque la excusa para irse al extranjero es aprender otro idioma, éste sabe perfectamente que lo que de verdad le apetece es descansar del control paterno aunque sólo sea por una temporada. Por unas semanas cogerá las riendas de su vida y podrá decidir por sí sólo qué y cómo quiere hacer las cosas. Cierto que en ocasiones este experimento resulta ser una calamidad, pero al menos habrá merecido la pena probar semejante experiencia. Hay que decir, además, que la mayoría para sorpresa de amigos y progenitores asumen este reto con madurez y responsabilidad. Si todo sale bien, esto ya será imparable y a buen seguro el joven se afianzará en su determinación de repetir la experiencia uno y otro año. Las residencias para estos jóvenes ya creciditos son la opción más deseada y razonable. En ellas, el estudiante puede elegir entre habitación individual o compartida con 2 ó 3 compañeros. Los mayores inconvenientes son, por un lado, su elevado precio (al menos 100 euros más por semana que el alojamiento en familia) y, por otro, la ausencia de residentes nativos que hagan posible una inmersión lingüística en óptimas condiciones. En el aula con los adultos no hay rodeos. No importa que sean universitarios o profesionales. Hay que poner a trabajar el cerebro para desarrollar la competencia lingüística. Los profesores entran a saco en lo que toca a mejorar la competencia lingüística de sus alumnos en todos sus aspectos. Lecciones de gramática, estudio de vocabulario, conversación y pronunciación, así como, comprensión lectora y auditiva. Para los más avanzados, centros mejor dotados y con profesorado altamente cualificado ofrecen programas específicos para la preparación de los principales certificados de competencia lingüística, como Cambridge ESOL Examinations (First, Advanced, Proficiency), el DELF o el TOEFL. Los universitarios por lo general suelen disponer de bastante tiempo. Quieren aprender, pero también quieren libertad para organizar su tiempo libre. Es momento de convivir con sus compañeros y disfrutar la ciudad, la cultura, el ambiente multinacional que impera en los campus europeos y norteamericanos. La opción lógica para este tipo de alumno pasará por el clásico curso estándar de entre 15 y 25 horas semanales de idiomas. Pero no todos disponen de dos o tres meses. En estancias más breves, de apenas unas pocas semanas o máximo un mes, algunos prefieren doble sesión lectiva a través de un curso intensivo de más de 25 horas semanales (la hora lectiva en los centros de idiomas extranjero tiene una duración real de 45‐50 minutos). Aquí toca aprovechar el tiempo, lo cual implica recibir clases durante cinco días a la semana de inglés general y combinarlo, por ejemplo, con varias sesiones de inglés especializado en ámbitos profesionales concretos. Son
  18. 18. Redacción Aprendemas disciplinas habituales de aprendizaje de idiomas con objetivos específicos lo que algunas organizaciones llaman ‘cursos temáticos’ en temas como derecho, los negocios, marketing, medicina, turismo y finanzas. Por supuesto, también hay para este colectivo cursos intensivos de idiomas combinados con actividades lúdicas o deportivas. Los más bregados en deporte y actividades de aventura, hace tiempo que tienen a su disposición interesantes programas de gran altura y en pleno contacto con la naturaleza. Muy conocido es el Tamwood Adventures Camp radicado en las Montañas Rocosas del oeste canadiense, donde disfrutarán de un extenuante repertorio de actividades, destacando Mountain Bike, escalada, kayak, snowboard, esquí y, famoso su plato fuerte, sus Overnight Camping Trip, experiencia de supervivencia con marchas y acampadas de 3 días de duración en las montañas cercanas. En otro lado tenemos los aventureros de la cultura para los que también en los últimos años han aparecido propuestas muy atractivas, como el programa denominado ‘English Out There’ que se desarrolla en la cosmopolita y culta ciudad de Londres. Lógicamente aquí lo relevante es el programa cultural a pie de calle, muy cuidado, consistente en visitas a museos, parques y plazas con un profesor especializado para practicar el idioma in situ de una manera práctica y sistemática. Si entre los más jóvenes, el ‘rey de los programas’ es el año académico en el extranjero, tenemos una experiencia lingüística recién llegada del norte de Europa que podría afianzarse como la actividad más sugestiva que realizará una persona en su juventud al menos una vez en la vida. Y la verdad es que la cosa no es para mucho más ya que hay que dedicarle, cuanto menos, seis meses. Es lo que llaman unos el ‘año sabático’ y que hemos importado de los países nórdicos y anglosajones, pioneros en la experiencia. A España la ha traído una organización ESL que bajo la etiqueta ‘GAP YEAR’ ofrece un programa en el que se combina clases de idiomas con una inmersión activa durante un largo período de tiempo. En el mismo programa se puede optar también por hacer períodos de prácticas laborales o voluntariado. Programas para la competencia en idiomas De nuevo las preferencias y las circunstancias cambian para el colectivo de profesionales y ejecutivos. Su tiempo es limitadísimo pero necesitan imperiosamente mejorar su competencia lingüística por motivos laborales. Presupuesto hay y aquí lo que prima es la calidad. El objetivo: conseguir en tiempo record dominar una segunda lengua para ser utilizado en el trabajo. Lo que se lleva entre los profesionales son cursos ‘a la carta’ superintensivos (de 8 a 10 horas diarias), que aprovechan el tiempo del alumno al máximo e insisten en tareas de ámbito profesional en los que es habitual utilizar el idioma en cuestión, ya sea correspondencia comercial, redacción de informes, entrevistas, comidas de trabajo, reuniones o técnicas telefónicas, entre otros. Las clases se componen por lo general de grupos muy reducidos (mini grupos), con uno o varios profesores, o incluso clases particulares (one to one) o combinación de todo. Son, además, impartidas por docentes altamente cualificados especializados en alguna materia específica como leyes, finanzas, etc. En cuanto al alojamiento, las opciones se amplían ‐aparte de residencia‐ a casas rurales, hotel o B&B. Una propuesta que últimamente goza de gran aceptación es la estancia en casa de su propio profesor. También se están popularizando cursos de fin de semana o semana con originales metodologías para conseguir un aprendizaje sistemático.
  19. 19. Redacción Aprendemas Lógicamente, cualquiera de estos servicios tan personalizados implica costes mucho más elevados. El rango de precios es muy amplio: un curso sencillo con alojamiento en residencia durante dos semanas estará en torno a los 1.500 euros, aunque si optamos por un servicio exclusivo el coste puede dispararse hasta cantidades exorbitantes al punto de encontrarnos programas de cuatro días al precio de 2.000 euros. Cierto que acostumbran muchas empresas a cubrir total o parcialmente el desembolso pero este año de ajustes presupuestarios apunta a que serán muy pocas las empresas dispuestas a pagar altas sumas para que su plantilla realice este tipo de actividades. Nuevos colectivos El creciente colectivo de las personas mayores son el último objetivo de las empresas promotoras de inmersiones lingüísticas en el extranjero para los que han empezado a comercializar programas específicos de inmersión para personas mayores de 50 años (viajes ‘Gold Age’). Y es que esperan que se popularicen estas inmersiones entre un colectivo sobrado de tiempo, con buena salud y en muchos casos con una elevada renta. Calma, mucha calma, busca este colectivo. Por supuesto, no quieren perderse la emocionante aventura de aprender idiomas pero tampoco desean acabar desbordados por jornadas maratonianas y trepidantes programas de actividades. La estancia tampoco habrá de ser muy prolongada, muy probablemente baste con dos semanas o tres a lo sumo. El voluntariado es otro filón que está abriendo oportunidades muy interesantes para el que desea tener una inmersión lingüística diferente. Gracias a ello hay un colectivo que por fin tienen la oportunidad de realizar cursos de idiomas e inmersiones en el extranjero con todas las garantías. Concretamente, personas con algún tipo de discapacidad habían tenido tradicionalmente muy difícil realizar este tipo de programas. Gracias a la iniciativa de la empresa ‘Viajar y Estudiar’ ahora es posible que aquellos con deficiencias auditivas o visuales y usuarios de sillas de ruedas puedan hacerlo con total normalidad en la ciudad de Dublín. Se trata de una programa de un mes a desarrollarse durante los meses estivales con 15 horas de clases semanales en el que se incluye material didáctico adaptado. El alojamiento es en régimen de pensión completa y se completa con un interesante programa de excursiones. Para hacer posible este loable proyecto, la organización busca también personas voluntarias que participen en el programa de inmersión mientras se implican en la ayuda a los alumnos discapacitados. El caso es que se empieza a ver programas que proponen inmersiones lingüísticas combinadas con actividades de voluntariado. Se da salida a una inquietud muy loable que, además, goza de gran predicamento en nuestro país. Un aspecto muy positivo a destacar del voluntariado en el alto grado de integración que se consigue con la población local, algo que beneficiará sin duda la práctica del idioma por parte del voluntario. Y la verdad es que hay muchas cosas en las que ayudar a lo largo del planeta como para estar bien ocupado todo el verano y más tiempo si uno está ganas. Una alternativa que gusta a las nuevas generaciones de universitarios es ayudar a preservar la naturaleza. Infort Idiomas ofrece un programa en un escenario privilegiado como es Nueva Zelanda donde grupos de voluntarios españoles aprenderán inglés mientras ayudarán a organizaciones locales a plantar árboles o a limpiar bosques para prevenir incendios, entre otras actividades. La educación, el deporte y la salud, son las otras grandes áreas que mayores salidas ofrecen a la vocación solidaria y también hay organizaciones en España, como Viajar y Estudiar, que disponen de atractivos programas de inmersión de gran valor social.
  20. 20. Redacción Aprendemas Más allá el voluntariado es una manera de vivir la experiencia internacional de los idiomas a un precio algo más bajo. Y es que en tiempos de crisis cualquier ahorro es algo de agradecer y en algunos casos será decisivo para que el estudiante o su familia pueda permitirse tan necesaria actividad. Es algo que distintas empresas promotoras, como han entendido y a lo que han sabido responder con una oferta de presupuesto muy ajustado. Así, este año hemos encontrado alguno programas de inmersión que han dado en etiquetar como ‘low cost’, los cuales, no cabe duda que serán muy solicitados por los universitarios y el enorme colectivo de jóvenes en paro. No obstante, el que pretenda reducir sustancialmente el precio de su inmersión va a tener que ceñirse algunas limitaciones y, especialmente, no va a poder elegir cualquier fecha. Y es que una de las claves para conseguir rebajar el precio de la inmersión es hacerla en lo que se considera la ‘temporada baja’ en este sector que es, fundamentalmente, todo lo que quede fuera de los meses estivales. Lo bueno es el precio que puede reducirse hasta los 300 euros. Exactamente lo mismo pasa con los cursos subvencionados por la UE. Hay muchas organizaciones españolas que los ofrece, sobre todo, para estudiar en Reino Unido. En este caso tiene que ser a partir de un trimestre completo y siempre por trimestres. Además, se controla con rigor que el estudiante asista a todas las clases. Por lo demás, sólo pueden realizarlos personas mayores de 16 años. Inmersiones curiosas Gente rara la hay por todas partes. Bueno quizá nosotros somos los raros y ellos los normales. Un Yogui subido a una farola puede parecer una persona rara y sin embargo este verá a los demás como raros. La clave está en tener poco sentido del ridículo. Raras también hay inmersiones y más en estos tiempos que la demanda se ha puesto difícil y que los promotores de idiomas han de devanarse los sesos para ofrecer cosas novedosas que tiren de la menguante demanda. No sabemos si con gran éxito, pero hay que reconocer el mérito por ofrecer sosas originales. Gracias a ello, por ejemplo, es posible que un español con necesidad de rejuvenecer su alma vaya a la india para practicar el yoga todos los días con un experto o Yogui mientras practica y aprende el inglés en un centro de idiomas local. Los ingleses siempre han tenido fama de extravagantes pero la verdad es que en España también prosperan este tipo de personas. Y si no, por qué hay un centro que ofrece un programa de inglés combinado con clases de baile, precisamente, en la meca de lo estrambótico como es Reino Unido. Pero si hubiera un premio para promotores de inmersiones raras, este sin duda recaería en STUDIAINITALIA. Nadie supera este centro raro donde los haya y que sólo organiza inmersiones lingüísticas en Italia, capaz de reunir en su amplísimo catálogo programas tan delirantes como enogastronomía en Toscana, ‘Outlet’ también en Toscana, italiano ‘sobre ruedas’ y, por supuesto, Yoga e Italiano. * * * *
  21. 21. Redacción Aprendemas A precio de saldo Becas para estudiar idiomas en otro país
  22. 22. Redacción Aprendemas A precio de saldo: becas para aprender idiomas en otro país Si a las 29.000 becas del Ministerio de Educación para estudiar en el extranjero, le añadimos las que convocan prácticamente la totalidad de las Comunidades Autónomas, resulta que tenemos al alcance de la mano más de 30.000 ayudas económicas para no pensárselo dos veces. Lourdes Gallardo – Eva del Amo Viajar al extranjero a aprender idiomas requiere un esfuerzo económico del que muchos prefieren abstenerse, y más en épocas de recesión económica como la actual, en la que la economía de muchas familias se tambalea. Sin embargo, muchos expertos calculan que el estudio de idiomas puede resultar incluso más caro sin moverse del país de residencia, porque en algunos casos es preciso a apuntarse una y otra vez a academias para conseguir subir de nivel en una lengua extranjera. Además, existen múltiples recursos al alcance de la mano para conseguir descuentos en la matrícula de los cursos. Las más conocidas son las becas para cursos de idiomas en el extranjero que cada año convoca el Ministerio de Educación, pero junto a ellas se abre en nuestro país un abanico de ayudas económicas que acercan países tan deseados como Estados Unidos, Australia, Inglaterra, China o Francia. Diluvio de becas del Ministerio de Educación El Ministerio de Educación ha hecho pública la convocatoria de ayudas para realizar cursos de idiomas en el extranjero durante este verano. Están dirigidas a jóvenes de entre 16 y 30 años, maestros y estudiantes de Magisterio, universitarios y alumnos de Grado Superior de Formación Profesional, Artes Plásticas, Diseño y Enseñanzas Deportivas. El objetivo de estas ayudas es obtener un buen conocimiento de otras lenguas, para lo cual, según el Ministerio, “es conveniente pasar algún periodo de tiempo en los países correspondientes. Dichas estancias constituyen el complemento idóneo para conseguir una mayor fluidez en el idioma que se estudia. El conocimiento de un idioma distinto del propio contribuye de forma esencial a la formación integral de los alumnos”. En total, se concederán cerca de 29.000 becas. De ellas, 25.000 irán destinadas a jóvenes de entre 16 y 30 años y 2.500 a maestros y estudiantes de magisterio que quieran estudiar cursos de lengua inglesa en Australia, Reino Unido, Irlanda, EE.UU., Canadá, Malta o Nueva Zelanda. Otras 1.400 ayudas irán destinadas a la realización de cursos de lengua alemana o francesa, para alumnos universitarios y de enseñanzas artísticas superiores, así como de Grado Superior de FP, Artes Plásticas y Diseño y Enseñanzas Deportivas. Lengua alemana o francesa Las ayudas para cursos de alemán y francés están dirigidas a alumnado de estudios universitarios y de enseñanzas artísticas superiores. Se convocan un máximo de 1.300. El
  23. 23. Redacción Aprendemas curso debe tener una duración mínima de 3 semanas, entre el 1 de julio y el 30 de noviembre, y debe comprender, como mínimo, 15 horas lectivas a la semana. La cuantía para la realización de uno de estos cursos asciende a 1.700 euros y las ayudas se adjudicarán atendiendo a la nota media obtenida por el solicitante. No podrán disfrutar de la beca quienes hayan sido beneficiarios de la misma en dos ocasiones, con independencia del idioma para el que se hubiesen obtenido. El Ministerio también convoca, en régimen de concurrencia competitiva, un máximo de 100 ayudas para la estancia y realización de un curso de lengua alemana o francesa, destinada al alumnado de Grado Superior de FP, de Artes Plásticas y Diseño, y de Enseñanzas Deportivas. El curso, que deberá realizarse en un país cuyo idioma oficial se corresponda con el que se desea cursar, será de al menos tres semanas de duración, a celebrar entre el 1 de julio y el 30 de noviembre, y debe comprender como mínimo 15 horas lectivas semanales. Todos los solicitantes deben acreditar tener totalmente aprobado el curso inmediatamente anterior. La cuantía es de 1.700 euros y la adjudicación se hará atendiendo a la nota media obtenida por el solicitante en el curso 2008‐2009. No podrán disfrutar de la ayuda quienes hayan sido beneficiarios de la misma en dos ocasiones anteriores. La beca es también incompatible con las que concede el Ministerio para la realización de otros cursos de idiomas, o cualquier otra subvención con la misma finalidad. Cursos de lengua francesa También se convocan, en régimen de concurrencia competitiva, un máximo de 450 ayudas para la estancia y realización de un curso de lengua francesa en Francia, de cuatro semanas de duración, en el mes de julio. Podrán optar a estas ayudas los alumnos nacidos entre el 1 de enero de 1990 y el 31 de diciembre de 1993 y que en el presente curso estén matriculados en primero o segundo de Bachillerato, Enseñanzas profesionales de Música y Danza, o Grado Medio de FP, Artes Plásticas y Diseño, Enseñanzas Deportivas o de Idiomas. La cuantía de las ayudas ascenderá a un máximo de 1.406 euros, con una cantidad adicional de 70 euros para quienes su domicilio familiar no coincida con la provincia que se fije como punto de salida del viaje, y 165 euros añadidos a los alumnos domiciliados en Canarias, Baleares, Ceuta, Melilla o en el extranjero. Todos los solicitantes deben acreditar tener aprobado el curso inmediatamente anterior, con una nota final de 7 puntos en francés y una nota media de 5.50 puntos en el cómputo general de las asignaturas del curso. La adjudicación de las ayudas se hará atendiendo a la puntuación total del alumno que resulte de sumar la nota media del curso anterior y la nota final de francés. Cursos de lengua inglesa El Ministerio convoca un máximo de 2.500 ayudas de 2.100 euros cada una para la estancia y realización de un curso para perfeccionar la lengua inglesa. Debe tener como mínimo 6 semanas de duración, con un mínimo de 20 horas lectivas semanales, a celebrar entre el 1 de junio y el 30 de noviembre en Australia, Canadá, EE.UU., Malta, Nueva Zelanda, Reino Unido o República de Irlanda. Podrán ser beneficiarios quienes hayan finalizado la diplomatura de Maestro en cualquiera de las especialidades entre los cursos 2005‐2006 a 2008‐2009, o bien quienes estén matriculados
  24. 24. Redacción Aprendemas el presente curso de la totalidad de los créditos que le resten para finalizar los estudios en la diplomatura de Magisterio. Ayudas a jóvenes Se convocan un máximo de 25.000 ayudas de 1.700 euros cada una para estancia y realización de un curso para perfeccionar la lengua inglesa. Está orientado a jóvenes de entre 18 y 30 años, aunque también pueden optar, con vistas a la preparación de la futura prueba oral de lengua extranjera en los exámenes de acceso a la universidad, los jóvenes de 16 años que estén cursando primero de Bachillerato, o primero de Enseñazas Profesionales de Música y Danza, o Grado Medio de FP, Artes Plásticas y Diseño, Enseñanzas Deportivas e Idiomas. El curso deberá tener al menos tres semanas de duración, con un mínimo de 15 horas lectivas semanales, y se celebrará entre el 1 de junio y el 30 de noviembre en Australia, Canadá, EE.UU., Malta, Nueva Zelanda, Reino Unido o República de Irlanda. Podrán optar a estas ayudas los jóvenes nacidos entre el 1 de enero de 1980 y el 31 de diciembre de 1992, y también los jóvenes nacidos entre el 1 de enero y el 31 de diciembre de 1993 que hayan obtenido la condición de becario para cursar sus correspondientes estudios. Plazo y orientación Todos los candidatos tienen de plazo hasta el próximo 30 de marzo para presentar sus solicitudes. Además, la Asociación Española de Promotores de Cursos en el Extranjeros (ASEPROCE) facilita información a quien esté interesado, y le resolverá sus dudas acerca de los procesos, gestión y tramitación de las ayudas. La Asociación también ayudará a los jóvenes a encontrar el curso que mejor se puede adaptar a sus preferencias y situación personal. Más información: Ayudas del Ministerio de Educación para estudiar idiomas Página web de ASEPROCE para información de Becas MEC Becas por Comunidades Autónomas Las Comunidades Autónomas tampoco se quedan atrás y cada año convocan por estas fechas centenares de ayudas para reducir el precio de matrícula de los cursos de idiomas en el extranjero. Andalucía Estudiantes de la ESO y Bachillerato de Andalucía tienen la oportunidad de mejorar su nivel de inglés, francés o alemán gracias a las 9.000 plazas que la Junta ofrece este año para estancias formativas e intercambios escolares en el extranjero. La convocatoria se enmarca dentro del programa ‘Idiomas y Juventud’ que coordinan las consejerías de Educación y de Igualdad y Bienestar Social, a través del Instituto Andaluz de la Juventud. Los gastos de desplazamiento en avión desde la capital de la provincia andaluza en la que resida el alumno hasta el país de destino, la manutención, el alojamiento, la inscripción en un
  25. 25. Redacción Aprendemas curso de idiomas y las visitas culturales programadas, serán los costes cubiertos por la ayuda. Además, los alumnos estarán acompañados por profesores y monitores. Por ello, esta convocatoria se completa con las 60 plazas ofertadas para el profesorado acompañante. Aragón El 19 de marzo termina el plazo para solicitar una de las 280 plazas que convoca el Gobierno de Aragón para estudiar inglés o francés en el extranjero durante el verano. En total, 150 plazas serán para que alumnos de 3º y 4º de Secundaria estudien en Reino Unido, Irlanda y Francia; y otras 130 plazas se destinarán a alumnos de 1º y 2º de Bachillerato que quieran estudiar francés en Canadá. Los cursos tendrán una duración de dos a cuatro semanas, según destino, y se realizarán a lo largo del mes de julio. Para optar a una de las plazas, los alumnos deben estar empadronados en Aragón y acreditar una nota media igual o superior a 7 en el curso 2008‐2009. También deberán acreditar un mínimo de 7 en la nota final del citado curso en la lengua extranjera del país de destino que se solicita. El programa incluye servicios de alojamiento, manutención y actividades extraescolares, así como la gestión de la organización de las actividades lectivas y del viaje de ida y vuelta entre Zaragoza y la ciudad de destino. El Departamento de Educación se encarga de una parte del coste total del programa y el alumno otra en concepto de cuota de inscripción. Asturias También de forma parcial el Principado de Asturias financia cursos de lengua inglesa en el extranjero. En su caso se destinan 14 becas para estudiantes de 2º de Bachillerato, 2º curso de ciclos formativos de Grado Superior de FP, Enseñanzas Artísticas Superiores, y 58 becas para estudiantes universitarios. Para acceder a las plazas, los candidatos han de tener nacionalidad española, ser miembro de un país de la UE o ser extranjero. Los estudiantes de Bachillerato, FP o Enseñanzas Artísticas deberán acreditar una nota media de al menos 6 puntos; en el caso de los universitarios deberán acreditar la superación de 35 créditos en enseñanzas técnicas o 45 en los demás estudios, así como una nota media igual o superior a 5,5 puntos. Si son estudiantes universitarios de nuevo ingreso deberán tener una nota media de acceso a la universidad de 6 puntos. La cuantía de las ayudas será de 600 euros para los que han sido beneficiarios de las becas de carácter general que concede el Ministerio de Educación; y de 1.500 euros para el resto de candidatos. Valencia También el Instituto Valenciano de la Juventud, que este año ha convocado 670 becas Eurocursos para estudiar inglés y francés en verano. Los cursos, de cuatro semanas de duración, son impartidos por profesorado nativo y titulado. Se trata de 20 horas de clases semanales, principalmente prácticas, en las que se incluyen actividades de tipo sociocultural y deportivo con el fin de que los participantes conozcan las costumbres y tradiciones del país y se fomenten los intercambios con estudiantes de otras culturas. Los becados serán acogidos por familias en régimen de pensión completa y en todo momento estarán acompañados por personal bilingüe. Las becas cubren el desplazamiento desde la Comunidad Valenciana hasta el lugar donde se realice el curso así como la mayor parte del mismo y los beneficiarios abonan una cuota de participación.
  26. 26. Redacción Aprendemas Aunque el plazo para solicitarlas ya ha expirado, la página web del IVAJ mantiene el acceso a una guía online de cursos de idiomas en el extranjero que incluye un centenar de direcciones web de oficinas de turismo y ayuntamiento de ciudades extranjeras, un apartado de ofertas de cursos, documentación sobre reservas y consejos útiles. Navarra Además de cursos para jóvenes, también dispone de ayudas al profesorado para la realización de cursos de idiomas en el extranjero durante el verano. Este año se convocan en total 42 ayudas económicas de un máximo de 1.400 euros para costear la matrícula, el alojamiento y la manutención. No obstante, en su caso la gestión del curso y el viaje corren por cuenta del participante. El plazo de solicitud permanece abierto hasta el 22 de marzo de 2010. Castilla‐La Mancha Por su parte, Castilla‐La Mancha anunció el pasado mes de enero un plan de formación en competencias lingüísticas que incluyen cursos en el extranjero, cursos de inmersión, de conversación “One to four” (un profesor para cada cuatro alumnos), e incluso de intercambio con otros países. Unos cursos “totalmente gratuitos para el alumnado cuya familia esté en desempleo” y con ayudas para otros alumnos que pueden llegar al 85% en el caso del curso académico en Irlanda o al 75% en los cursos de formación en el extranjero. Galicia Un total de 3.077 becas convoca este año la Xunta de Galicia para programas de inmersión lingüística en el extranjero durante el verano. Según la orden publicada en el DOG el pasado 11 de febrero, se convocan 200 plazas para estudiantes de 2º de Bachillerato que quieran estudiar inglés o francés en Canadá; 220 plazas para alumnos de 1º de Bachillerato también en Canadá; 582 plazas se destinan a estudiantes de 4º de ESO con Reino Unido, Irlanda, Francia o Alemania como destinos; 550 plazas para 3º de ESO en Reino Unido, Irlanda y Francia; un total de 300 plazas irán destinadas al aprendizaje de inglés y francés para alumnos de 2º de ESO; el resto de ayudas son para alumnos de menor edad, de 6º de Primaria y 1º de ESO, pero para estudiar idiomas dentro de España. La consejería de Educación financia los gastos de viaje, coste de monitores de alumnos, gastos de docencia, actividades culturales, mantenimiento y alojamiento, certificado de actividades y seguro de accidentes. * * * *
  27. 27. Redacción Aprendemas Claves para la elección de un año académico en el extranjero
  28. 28. Redacción Aprendemas Claves para la elección de un año académico en el extranjero ¿A qué edad es conveniente enviar a un niño a estudiar al extranjero? ¿Qué países son los más solicitados? ¿Cuánto puede costar esta experiencia? Alumnos, padres y expertos en la organización de un curso escolar en el extranjero nos dan pistas para llevar a cabo con éxito la inmersión lingüística de niños de 12 a 18 años. María M. Ferrández ¡O te portas bien o te mando a un internado en Suiza! Lo que antes se veía como un castigo para los niños que no tenían buen comportamiento o sólo para aquellos con un alto poder adquisitivo se está convirtiendo, poco a poco, en una práctica habitual que gusta a los españoles. Más de 2.500 niños de entre 12 y 18 años son enviados todos los años al extranjero para cursar un año escolar siendo Estados Unidos, Irlanda e Inglaterra los destinos más solicitados. Muchas familias tienen claro que quieren que su hijo realice un año en el extranjero. El problema muchas veces está en que no saben qué edad es la adecuada, qué país elegir y a veces, incluso, qué idioma conviene que estudien. Por eso hemos hablado con empresas de larga trayectoria en la organización de este tipo de cursos a las que han acudido miles de niños y jóvenes. Sin duda, el idioma más demandado es el inglés y para aprenderlo hay una gran oferta académica. Se puede estudiar en Estados Unidos y Canadá, también en Inglaterra o Irlanda. La elección depende de muchas variables como es el coste del curso, la lejanía y la edad de los niños o adolescentes. El nivel de inglés también hay que tenerlo en cuenta porque no todos los colegios admiten un nivel deficiente en esta lengua. Antonio Sanjurjo eligió como destino Estados Unidos. Su padre siempre le decía que para llegar lejos había que saber inglés. Hizo 4º de la ESO y según él fue una experiencia “enriquecedora al máximo. Me cambió. De hecho cuando tenga hijos se irán un año fuera, seguro”. Antonio fue a un internado y lo que más le llamó la atención fue que él veía esta experiencia como una oportunidad mientras que para sus compañeros de clase era un castigo. El francés y el alemán también son idiomas muy demandados. Su cercanía a la península y su similitud con el sistema educativo español y sus fechas hacen que las aulas de estos países se complementen con españoles. Es requisito tener un cierto conocimiento de la lengua. María Pokrovskaia, de origen ruso pero con DNI español, decidió marcharse un año a Alemania, a la ciudad Tübingen para estudiar un cuarto idioma. Esta estudiante cuenta que la experiencia debería ser obligatoria para todos los adolescentes porque “ya no sólo estudias otro idioma sino que aprendes a desenvolverte tu sólo, a abrir la mente y a conocer y tolerar otras culturas. Esto para el futuro profesional es muy importante”. La buena experiencia de María ha servido para que otros amigos y familiares suyos se marchen a estudiar fuera, ya sea en verano o el curso entero. Además, cuenta que repetirá experiencia pero esta vez en la universidad con una beca Erasmus.
  29. 29. Redacción Aprendemas Suiza no ha dejado de ser un país para las élites pero sí es cierto que cada vez más abundan estudiantes de todo el mundo y clase social. Sus colegios e internados situados en los parajes alpinos hacen de este país una gran elección realizar un año escolar. Las clases son impartidas en inglés pero también se oferta alemán o francés como segunda o tercera lengua. Los colegios tienen dos periodos vacacionales uno en Navidad y otro en Semana Santa. Así que los niños pueden volver a España en fechas tan señaladas. Como complemento a las actividades extraescolares los niños esquían dos veces por semana. Muchos padres cuentan que envían a sus hijos a este colegio “por la gran calidad de la enseñanza y porque además de inglés estudian otras lenguas”. También es un “punto a favor” que puedan volver a casa por Navidad. Como novedad y desde hace poco se ha incorporado China a este sistema de reclutamiento de alumnos internacionales. La escuela St Paul American Preparatory School en Beijing (Pekín) es una de las mejores escuelas privadas para aprender chino. Sus instalaciones y su personal altamente cualificado harán que el niño se sienta muy a gusto entre otros estudiantes internacionales y chinos. Si necesita más información contacten con Nacel la empresa encargada de organizar estos viajes. La mayoría de cursos en el extranjero también incluyen en su programa actividades extraescolares de todo tipo. Las extraordinarias instalaciones que poseen la mayoría de los centros permiten a los residentes realizar multitud de deportes. Los colegios cuentan con laboratorios y gimnasios para uso exclusivo de los alumnos. También hay clases de baile, cocina, refuerzo del idioma, fotografía, así cómo diversas excursiones para conocer los puntos de interés cercanos al lugar. Los cursos no sólo sirven para aprender la lengua escogida sino que le dan al muchacho una madurez y solvencia que tardaría mucho en adquirir en España. La mezcla de culturas y tradiciones hacen que la persona sea mucho más tolerante, abierta y respetuosa. Harán amistades que nunca olvidarán y que mantendrán en continuo contacto gracias a las redes sociales y a Internet. La edad para realizar el año académico depende mucho del país y de la madurez de la persona que va a enfrentar este reto. Muchos colegios tienen edad mínima para ingresar pero suelen aceptar a los niños de entre 12 y 18 años. Muchas de las empresas españolas que organizan estos cursos prefieren aconsejar una edad determinada para un curso determinado. Christine Top, directora de Top School aconseja a los niños que quieran ir a Irlanda que lo hagan en 4º ESO. Este curso es mucho más flexible, “de transición” y menos arduo para los niños, que ya tienen suficiente con llegar a un país desconocido y con poco conocimiento de la lengua. También recomienda que para aquellos que quieran realizar los estudios en Inglaterra es mejor que se marchen los dos últimos cursos y no simplemente uno. La directora de Top School denomina a la aventura “una experiencia de vida”. Considera que los niños amplían rápidamente sus horizontes y que eso se ve reflejado a lo largo de su carrera profesional. De hecho “ya hay gente que continúa sus estudios en el país de destino. Las empresas consideran un título universitario extranjero cómo muy valioso”. Relata a aprendemas.com que una de las principales razones por las que los padres mandan fuera a sus hijos es “porque la educación en España está cada vez peor, no están a gusto con él y por eso no quieren que sus hijos estudien aquí”. “También hay casos en los que los padres quieren sacar al niño de un ambiente o amistades poco recomendables” explica.
  30. 30. Redacción Aprendemas Por su parte, Augusto Lamo, director de Programas de International Home Student considera muy aptos los cursos en Estados Unidos. La mayoría de las personas que acuden a IHS para pedir consejo acaban acudiendo a aquel país. Lamo recomienda EEUU porque es más económico (en colegios públicos), son muy flexibles y ofertan un gran número de asignaturas de diferentes niveles. Además, todas las asignaturas que escojan los alumnos, previa recomendación, serán convalidadas en España. También existen muchas becas del Gobierno americano para estos estudiantes. Recalca, asimismo, que las familias que acogen a estos muchachos lo hacen de forma altruista y que su relación con el recién llegado es de sumo cariño. Lamo no pone objeción a los adolescentes que vayan a realizar el último curso (2º BAT) porque “si se coge el nivel avanzado americano luego no habrá ningún problema para aprobar la selectividad. Muchos niños estudian por su cuenta las asignaturas que en EEUU no se imparten y también está la opción de academias”. En lo que sí coinciden es que, y por muy raro que parezca, “la crisis no ha afectado al número de niños que se marcha cada año fuera de las fronteras, sino al contrario. Va en aumento”. Y eso es porque cada vez más los padres se dan cuenta de que es una estupenda oportunidad para sus hijos, sobre todo para sus futuros académico y profesional. Y aunque pueda parecer una inversión muy elevada no lo es tanto si contáramos todo el dinero de todos los meses de academias que le harían falta a un niño para llegar el mismo nivel de inglés. Esta no es sólo la opinión de los responsables de las empresas que organizan los cursos en el extranjero. La madre de Maria Teresa Marroquí dice que enmendó su error con su segunda hija. Y es que la primera estuvo “media vida” en academias con el coste económico y personal que eso supuso y “no terminó hablando inglés”. “Con Maria Teresa quise corregirlo y decidí mandarla, previo consentimiento, un año a Irlanda en 4º ESO y la niña volvió prácticamente bilingüe. Además, el coste del curso de un año fue bastante inferior al coste de todos los meses de media vida de mi otra hija”. Todos los progenitores consultados, hasta los más reacios, en lo que el coste económico se refiere, coinciden en que es una experiencia de vida única, que ha transformado a sus hijos en pequeños hombres y mujeres y que han adquirido unos conocimientos que no habrían aprendido en otros sitios. Están encantados con la experiencia, igual o más que sus hijos, y dicen “que repetirán con los más pequeños”. POR PAÍSES Estados Unidos Pasar un año académico en Estados Unidos es una oportunidad única. Tres buenas razones para hacerlo: estarás en las mejores condiciones tanto si vives en familia como en residencia, convalidarás el curso sin dificultad y aprenderás inglés para siempre. ‐Requisitos: A partir de 12 años Nivel de Inglés ‐Alojamiento: Colegios Privados (Residencias) Colegios Públicos (Familias) ‐Precio: Desde 5.000 euros en High School público Canadá
  31. 31. Redacción Aprendemas Canadá es un país muy rico en culturas y con una extensa y bella geografía que abarca paisajes naturales fascinantes. Considerado un país muy seguro y de gentes acogedoras, es un lugar excelente para estudiar durante un año escolar. Los canadienses son muy sociables y acogedores por lo que en seguida, el niño, se sentirá como en casa. ‐Requisitos: A partir de 14 años ‐Precio: Desde 20.000 euros Inglaterra El gran prestigio que tiene la enseñanza británica en el mundo entero crea un gran interés mundial por cursar estudios en este fascinante país. La tradición académica de sus escuelas y el ser la cuna de la lengua inglesa fomentan el interés de los padres por la educación tradicional británica. Inglaterra tiene una gran oferta académica. Se puede elegir entre más de 10 colegios: públicos, privados o de élite. ‐Alojamiento: Familia, Residencia o Internado ‐Requisitos: mínimo 12 años ‐Precios: Muy variados. Desde 12.000 euros Irlanda Irlanda es un país ideal para pasar un año olvidable, aprender inglés y convalidar el curso. El irlandés es abierto y simpático por naturaleza. Fomenta un ambiente familiar y hogareño donde el estudiante se encuentra como en casa. Los colegios irlandeses dan la posibilidad de estudiar un solo trimestre. ‐Requisitos: A partir de 12 años ‐Alojamiento: Internado o familia ‐Precio: Colegio público y familia 13.000 euros Colegio privado e internado 18.000 euros Colegios de élite desde 18.000 euros Alemania Para quién se decante por el alemán como segunda o tercera lengua podrá hacerlo en diferentes ciudades del motor económico de la Unión Europea (Berlín, Munich, Hannover, Ulm…) Sus ciudadanos son muy abiertos y tolerantes con otras nacionalidades. Las fechas del año escolar son muy parecidas a las de España, esto permite que se pueda realizar tanto un curso entero como un trimestre. Las escuelas alemanas son en su mayoría públicas. ‐Requisitos: Buen nivel de alemán Buenas notas en la asignatura de alemán Tener más de 14 años ‐Alojamientos: Familia ‐Precio: alrededor de 8.000 euros Francia La elección de Francia para realizar un curso escolar es una modalidad bastante extendida. El Inglés es el idioma más hablado después del Chino pero el Francés es la lengua diplomática por eso adquiere un gran valor. Además, los colegios o liceos franceses son reconocidos internacionalmente por su calidad y excelencia en todo el mundo. El calendario escolar es muy similar al español lo que permite que los niños puedan volver a casa en fechas señaladas. La ciudad gala predilecta por los estudiantes es París, aunque también se pueden elegir otras.
  32. 32. Redacción Aprendemas ‐Requisitos: A partir de 12 años ‐Alojamiento: Familias o internados entre semana y familias fines de semana ‐Se puede elegir entre: Trimestre, semestre o año escolar Suiza Cuenta con muchos internados entre los mejores del mundo. Su calidad de enseñanza, reconocida internacionalmente, hace que muchos padres se decanten por esta opción. Además, porque se estudian varias lenguas a parte del inglés. ‐Requisitos: A partir de 12 años ‐Precio en internado: a partir de 30.000 euros China Estudiar chino es aún una opción poco demandada y quizá poco valorada. El gigante económico que es China posibilitaría a la persona que aprendiera el idioma una gran e importante fuente de trabajo en un futuro. Además, las clases se imparten en inglés por lo que volvería hablando tres idiomas: inglés, chino y español. Requisitos: A partir de 15 años Precio: desde 15.000 euros Más información: Top School International Home Students Nacel * * * *
  33. 33. Redacción Aprendemas Cuando el empleo llega tras hacer las maletas
  34. 34. Redacción Aprendemas Trabajo y prácticas en el extranjero: Cuando el empleo llega tras hacer las maletas A medida que la crisis avanza, son muchas las personas que observan la posibilidad de marcharse a trabajar al extranjero y numerosos los jóvenes que se animan a hacer las maletas para realizar prácticas en otro país, en ocasiones a través de una beca. Es una buena opción para mejorar un idioma, engrosar el curriculum y vivir una experiencia inolvidable en el extranjero. Eva del Amo La inestabilidad del mercado laboral hace que muchas personas se planteen desplazarse a otro país para vivir la experiencia de trabajar en el extranjero y, de paso, mejorar sus competencias lingüísticas. La crisis laboral es la responsable de que los españoles tengan hoy más predisposición a hacer las maletas y probar suerte en otras latitudes. Realizar prácticas fuera de España se ha convertido en algo habitual para los jóvenes, ya que contribuye a mejorar su currículum y a tener mayores posibilidades de encontrar empleo a su vuelta. Actualmente, existe la posibilidad de hacer prácticas en prácticamente todos los sectores y disciplinas profesionales bajo el requisito, prácticamente indispensable, de tener el suficiente dominio de la lengua del país de destino. Muchas de estas prácticas son remuneradas y a ellas se puede acceder a través de distintos programas de becas o ayudas. Los países preferidos para realizar prácticas o trabajos remunerados en el extranjero son los países de habla inglesa, especialmente Reino Unido e Irlanda (por su cercanía) y también EE.UU. Una excelente oportunidad para los jóvenes pasa por realizar un ‘Work & Study Program’, que permite estudiar un idioma al tiempo que se percibe una remuneración económica por la realización de un trabajo, que suele ser como au‐pair (cuidado de niños) o bien en el ramo de la hostelería, como camarero o en un hotel. En los últimos años, estos programas han incluido otras ofertas laborales de trabajos relativamente cualificados, como recepcionista de hotel, administrativo, o empleos más específicos relacionados con el área de las finanzas, el marketing o el derecho. Trabajos para jóvenes Au Pair. Se trata de un trabajo dirigido principalmente a jóvenes estudiantes, que se alojan en la casa de una familia en otro país. Ésta cubre su manutención y en ocasiones le dará una asignación mensual para cubrir gastos. A cambio, el estudiante cuida a los hijos pequeños de la familia o ayuda en las tareas domésticas. Es una buena opción para mejorar en un idioma. Hostelería y turismo. Para la realización de estos trabajos basta con haber obtenido la formación básica y un dominio mínimo de la lengua, aunque cuanto mejor sea éste, mayores serán las posibilidades de encontrar un puesto más interesante. Si se trabaja en hoteles, lo normal es que ofrezcan alojamiento con pensión completa. En EE.UU. este tipo de empleos está mejor pagado que en Europa, si bien no se permite trabajar a un extranjero más de cuatro meses en el país. Aunque hay más ofertas en los meses de verano, se puede encontrar trabajo en cualquier época del año. Conviene, eso sí, comenzar la búsqueda al menos tres meses antes de la fecha prevista de traslado al país.
  35. 35. Redacción Aprendemas Entretenimiento y ocio. La creciente presencia de parques temáticos dedicados al entretenimiento se ha convertido en una excelente oportunidad para los jóvenes que buscan un trabajo en el extranjero. Un ejemplo de ello es Disney World, en su parque de Orlando (EE.UU.), que convoca todos los años ofertas de empleo dirigidas especialmente a jóvenes de entre 18 y 32 años, con un mínimo de dos años de carrera o recién licenciados con un buen nivel de inglés. Ofrece un contrato de seis meses, coincidiendo con el periodo estival, y la realización de entrevistas se realiza habitualmente en Madrid. Granjas. Para mejorar en un idioma y vivir la experiencia de trabajar en el extranjero son muchos los jóvenes que optan por un trabajo en granjas, principalmente en EE.UU, Irlanda, Inglaterra y Escocia, desde la primavera hasta el otoño. El empleo no suele incluir los desplazamientos, que corren por cuenta de la persona interesada, aunque sí el alojamiento, pero descontándolo del sueldo. En otras ocasiones no se ofrece salario, aunque sí un coste del viaje y la estancia a precios muy reducidos. Campamentos. Adecuados para jóvenes con iniciativa y gran sentido de la responsabilidad que les guste la realización de actividades al aire libre. Uno de los puestos más demandados es el de monitores que acompañan desde España a un grupo de adolescentes hasta su lugar de destino, con la misión de responder ante sus necesidades durante el viaje. La empresa organizadora suele pagar el desplazamiento y la estancia, y en ocasiones una pequeña cantidad para que el monitor pueda cubrir gastos. Periodo de prácticas Si bien es cierto que la crisis ha hecho que numerosas empresas rebajen el número de estudiantes en prácticas que van a necesitar, todavía se pueden encontrar compañías que ofrecen interesantes propuestas de inmersión lingüística con prácticas en Reino Unido, Irlanda, Francia, Alemania, Noruega, Canadá, Australia y los EE.UU. Como requisito imprescindible se pide un nivel de inglés relativamente alto, y la empresa siempre procura que el desempeño del trabajo tenga que ver con los estudios realizados. La remuneración económica depende de la política de la compañía en cuestión. Se pueden encontrar prácticas en prácticamente todas las áreas. En EE.UU. los estudiantes o recién licenciados en Informática, Física, Ciencias de la Salud, y en general en cualquier carrera científica, tienen más posibilidades de encontrar prácticas remuneradas, si bien hay que tener en cuenta que el periodo máximo que un extranjero puede permanecer haciendo prácticas en el país es de año y medio. En Australia, por el contrario, hay más demanda de veterinarios, ingenieros o profesionales con estudios orientados al área agraria o ganadera. También hay una importante oferta de trabajo en prácticas en el sector financiero y legal. En todos ellos, el periodo de prácticas oscila entre los 4 y los 12 meses, y en las áreas más especializadas se solicita experiencia previa. La empresa Infort organiza estos viajes con alojamiento en familias y media pensión. En Europa se pueden encontrar interesantes ofertas en cualquier perfil. Especialmente demandadas son las prácticas de las distintas instituciones europeas, como el Parlamento Europeo, que convoca todos los años prácticas becadas y visitas de estudio, la Comisión Europea, Banco Central Europeo, el Comité Económico y Social y el Defensor del Pueblo Europeo.
  36. 36. Redacción Aprendemas Becas de movilidad Existe un amplio programa de becas que fomentan la movilidad y la formación profesional de los estudiantes europeos. El programa Leonardo da Vinci enmarca buena parte de las acciones encaminadas a fomentar la movilidad y la formación profesional de los estudiantes europeos. En España, Argo es un programa de movilidad promovido por el Ministerio de Educación, cuyo objetivo es impulsar la formación complementaria de los titulados a través de la realización de prácticas. Entre 2009 y 2012 se concederán un total de 1.100 becas para realizar prácticas formativas con una duración de entre 3 y 12 meses en empresas en Europa, EE.UU. Canadá y en compañías españolas con sede en Asia. Este año se han ampliado los países de destino. Por otra parte encontramos el programa de becas Faro Global, que promueve la movilidad de estudiantes de últimos cursos de todas las universidades españolas mediante la realización de prácticas formativas de calidad en empresas situadas en Europa, Asia, EE.UU. y Canadá. Son ayudas financiadas por el Ministerio de Educación, y la Fundación General de la Universidad de Valladolid es la entidad que las promueve y gestiona a nivel nacional. El programa de intercambio Eurodisea, financiado por el Fondo Social Europeo, está destinado a jóvenes de Asturias, Cataluña y Comunidad Valenciana. Esta iniciativa permite establecer intercambio entre trabajadores de distintas regiones de Europa, a los que se le ofrece un periodo de prácticas en una empresa extranjera. Por otro lado, está abierta la convocatoria del proyecto Eurolabora 2009‐2011, orientado a jóvenes cántabros que quieran hacer unas prácticas de 23 semanas de duración en empresas europeas. La convocatoria finaliza en mayo de 2011. Para quien desee investigar en el extranjero entre el 1 de julio de 2010 y el 31 de diciembre de 2011 están las becas MAEC‐AECID, orientada a españoles o residentes en España, con buenos conocimientos de la lengua correspondiente y que no superen los 35 años de edad. Por otra parte, Europa, Iberoamérica, Asia y el mundo árabe son los destinos del programa Gaia de prácticas en el extranjero, dirigidas a titulados universitarios, que incluye la obtención de un título propio de la Universidad de Alcalá de Henares. Las prácticas que ofrecen duran 12 meses, y el plan incluye una formación de 300 horas lectivas distribuidas a lo largo del año y con posibilidad de ser cursadas de manera presencial u on line. También es posible encontrar becas en distintas universidades, como la de Córdoba, Jaume I, Pablo Olavide, la de Almería o la del País Vasco. Pero lo que muchos estudiantes buscan son unas prácticas en las que se reconozca, mediante un informe, el aprovechamiento del periodo de experiencia laboral en una determinada empresa. Esto es lo que realiza la Universidad de Cambridge con su Cambridge Certificate in Work Experiencie Programme. Existen dos niveles de certificación: el Standard Certificate, que reconoce un periodo de prácticas de entre 6 y 12 meses, y por otro lado el Advanced Certificate, que certifica periodos más largos. Se puede obtener trabajando en algunas empresas de Reino Unido y Australia. También existe el Europass, un conjunto de documentos que ayuda a los ciudadanos a comunicar de manera ordenada las aptitudes, titulaciones y certificaciones adquiridas a lo largo de una vida, incluso entre países. Por último, los jóvenes cuentan con la posibilidad de realizar un voluntariado internacional, con una dedicación de entre 20 y 30 horas a la semana. Para ello deben dominar la lengua del país de destino y tener voluntad de ayudar. Por lo común, se ocupan de actividades relacionadas con el cuidado de los animales o la conservación medioambiental, o programas con niños o personas mayores. Se pueden encontrar ofertas en www.hacesfalta.org, www.canalsolidario.org, en el portal de Study Abroad o en distintas universidades españolas.
  37. 37. Redacción Aprendemas Los gastos de alojamiento, manutención y seguros suelen correr a cargo de las organizaciones, mientras que el voluntario se paga el avión y los desplazamientos. Trabajo en el extranjero Localizar un trabajo en el extranjero desde tu lugar de origen es posible, pero requiere paciencia y organización, y un suficiente conocimiento del idioma local. Muchos prefieren buscarlo a través de empresas especializadas. Hay compañías que ofrecen un triple servicio: búsqueda y gestión de empleo, busca de alojamiento y cursos de idiomas. Si no se alcanza el nivel de idioma exigido, se puede realizar un curso intensivo ya en el país de acogida. También existen distintas instituciones públicas que ofrecen apoyo operativo y asesoramiento. La UE ha promueve la Red EURES, un servicio integral de información, asistencia laboral y reclutamiento presencial y on line para personas que buscan empleo. También las universidades españolas, como la Universidad de Zaragoza, gestionan cada año numerosas ofertas laborales en el extranjero, además de ofrecer asesoramiento e información. Ser profesor en el extranjero es una solución a la que se acogen cada año miles de españoles. Para ello es necesario tener el título de profesor de español o bien una licenciatura en Filología Hispánica, con un curso de especialización. Las ofertas llegan, principalmente, desde EE.UU., Reino Unido, Canadá, Portugal, Alemania, China o Brasil. Si el objetivo es ser profesor en China, existen las Becas Marco Polo, mientras que en Alemania también se ofrecen muchas facilidades para favorecer la afluencia de profesores de español. Además, el Ministerio de Educación ofrece becas para profesores visitantes, con una amplia oferta para ejercer la profesión en EE.UU. Otra buena oportunidad para ser docente en este país son las becas Fulbright para lectores de español, que permiten enseñar en una universidad estadounidense, a la vez que se estudian dos o tres asignaturas. También es interesante el programa de lectorado MAEC‐AECID del Ministerio de Asuntos Exteriores, que tiene como objetivo promover la enseñanza del español. Trámites necesarios El INEM publica una serie de guías destinadas a quienes buscan trabajo en Europa. Como primer trámite, en la mayoría de los países se exige permiso de residencia, salvo en el espacio Schengen, donde se permite la libre circulación de personas vigente en la UE. Europa es el área con menos exigencias para las personas que buscan trabajo. Por el contrario, para emigrar a EE.UU hace falta un visado temporal, que permite trabajar en cualquier puesto, pero es difícil obtenerlo, porque se conceden muy pocos anualmente. Una vez en el país es necesario solicitar el número de la Seguridad Social. En Canadá se requiere permiso de trabajo o residencia, dominar el inglés o francés, y homologación del título. Por último, en China es necesario obtener un visado profesional de la clase Z, expedido para periodos superiores a tres meses. Tanto en China como en el resto de los países hay que informarse previamente para evitar la doble imposición y también acerca de las cotizaciones y los acuerdos en esta materia adquiridos con cada país. Como norma general, antes de emprender el viaje hay que tener el pasaporte válido y al día, el formulario de solicitud de entrada en orden, los títulos homologados y los documentos legalizados. En algunos países se pide también un certificado médico, la acreditación del idioma y solvencia financiera. Por último, no hay que olvidar el coste de los servicios de
  38. 38. Redacción Aprendemas inmigración, y el hecho de que si la persona interesada va a ir acompañada de familiares, estos deberán realizar también sus correspondientes trámites. Cuando han pasado menos de dos años del regreso, el trabajador tiene la categoría de emigrante retornado, que permite acceder a diversas ayudas sociales. La Oficina Española del Retorno puede ofrecernos toda la información al respecto. Más información: Disney World Orlando Infort Idiomas Programa Leonardo da Vinci Becas Argo Becas Faro Global Ministerio de Educación Eurodisea Eurolabora Becas MAEC‐AECID Cambridge Work Experience Certificate Europass Haces Falta Canal Solidario Red Eures Oficina Española del Retorno * * * *
  39. 39. Redacción Aprendemas Visados: dónde y cuándo es obligatorio
  40. 40. Redacción Aprendemas Visado: Dónde y cuándo es obligatorio Los españoles, como ciudadanos comunitarios, tenemos el derecho de movernos libremente por Europa, tanto para estudiar como para trabajar. Fuera de Europa, la obtención del visado sea un procedimiento administrativo relativamente sencillo, aunque en ocasiones requiere tiempo y paciencia. Eva del Amo Desde el 1 de enero de 1992, los ciudadanos de todos los países de la UE pueden estudiar o trabajar en cualquier estado miembro libremente, sin necesidad de solicitar un visado. Para desplazarse a otro país miembro de la UE los españoles sólo debemos llevar el DNI o el pasaporte en vigor. Conviene, eso sí, informarse de los beneficios de empleo y movilidad a los que se puede acceder cuando fijas tu residencia, bien de forma temporal o permanente, en otro país del entorno europeo, ya que en muchas ocasiones se conceden determinadas ayudas económicas. Para los desplazamientos por negocios o viajes de estudios, el Parlamento Europeo ha aprobado la utilización de nuevos visados biométricos, que incluyen patrones faciales y las diez huellas digitales en personas mayores de 12 años. El objetivo es reforzar el sistema europeo de visados, conocido como VIS, y evitar el empleo de identidades falsas. Se espera que a lo largo de este año 2010 comiencen a llegar a los consulados los primeros visados biométricos. En algunos países, como Suiza, los pasaportes biométricos ya son una realidad desde el pasado 1 de marzo. Países como EE.UU., Australia, Sudáfrica o Canadá fijan en tres meses el tiempo que se puede permanecer en el país sin visado. Y si el objetivo del viaje es la formación, en algunos casos el interesado debe solicitar un visado de estudiante. En cualquier caso, conviene comenzar con la tramitación del visado al menos tres meses previos del comienzo del viaje, para evitar sorpresas desagradables con retrasos de última hora. De hecho, es el primer trámite que se recomienda hacer, incluso antes de sacar el billete de avión o buscar estancia en el país de destino. Visado para EE.UU. España es uno de los países incluidos por EE.UU en su Programa de Exención de Visados. Para pisar suelo estadounidense, los españoles necesitan una autorización que se tiene que adquirir vía Internet al menos 72 horas antes de emprender el viaje. Este trámite sustituye al antiguo documento verde que se entregaba a todos los pasajeros para ser rellenado a bordo del avión. La autorización es un procedimiento totalmente gratuito y conviene llevarla impresa junto al pasaporte en el momento de comenzar el viaje. Desde los atentados terroristas del 11 de septiembre de 2001, EE.UU está realizando una amplia revisión de la concesión de visados. Las solicitudes son sometidas a un examen mucho más exhaustivo que en el pasado, lo que conlleva una tramitación más lenta de lo habitual.

×