Del electroshock a la teoterapia:
todo sobre las terapias de
reorientación de la homo y
bisexualidad
Crissthian Manuel Oli...
¿Qué es? ¿en qué consiste?
S

La terapia de reorientación sexual, también conocida como reparativa/restaurativa o
de conve...
¿Cuáles han sido y
son sus formas? (I)
S

Hasta mediados del siglo XX los “tratamientos” quirúrgicos incluían:
S

Ovarecto...
¿Cuáles han sido y
son sus formas? (II)
S Casos documentados de “terapias” de aversión o electroshock incluían

shock eléc...
¿Cuáles han sido y
son sus formas? (III)
S En el caso específico de lesbianas, si bien no se presenta como

método científ...
Los primeros pasos desde lo
patologizante (I)
S Entre 1939 y 1969 hubo un afianzamiento de la “terapia” de

reorientación ...
Los primeros pasos desde lo
patologizante (II)
S

Irving Bieber publicó en 1962 un estudio que concluía que “aunque este c...
Los primeros pasos desde lo
patologizante (III)
S En la época nazi, el médico Carl Værnet empleó la

castración, inyección...
Los primeros pasos desde lo
patologizante (IV)
S La etiqueta “reparadora” tiene su origen en 1983, cuando

Elizabeth Mober...
No estamos locos/as (I)
S En 1973 la Asociación Psiquiátrica Americana (APA) desclasificó a la

homosexualidad de su lista...
No estamos locos/as (II)
S

La Organización Mundial de la Salud (OMS) retiró a la homosexualidad como enfermedad el 17 de ...
No estamos locos/as (III)
S El 2009 la Asociación Americana de Psicología, en una resolución con

125 votos a favor y 4 en...
No estamos locos/as (IV)
S La mayor parte de estas organizaciones opina que las

posiciones defendidas por la National Ass...
No estamos locos/as (V)
S

En Alemania, en febrero de 2002, todos los partidos del Bundestag se declararon contra la
terap...
El contraataque de los/as
conservadores/as (I)
S

En la década del 2000 los/as “terapeutas” de la reorientación sexual def...
El contraataque de los/as
conservadores/as (II)
S

Actualmente el doctor Joseph Nicolosi, cofundador de la NARTH y de la C...
El contraataque de los/as
conservadores/as (III)
S Organizaciones como NARTH, fundada en 1992, reciben apoyo de

movimient...
Las “terapias” en EE.UU. (I)
S

Existen grupos de ex gays como Exodus International, que basa su “método” en la religión y...
Las “terapias” en EE.UU. (II)
S

Existen otros sacerdocios ex gays como Amor en Acción, Homosexuales Anónimos y Liberación...
Las “terapias” en Iberoamérica
y España
S

En Iberoamérica existen diversas organizaciones que apoyan las terapias de reor...
Las “terapias” en Ecuador (I)
S En Ecuador operan ilegalmente “clínicas de rehabilitación” donde se

pretende cambiar la o...
Las “terapias” en Ecuador (II)
S En dichos centros se llevan a cabo prácticas que lindan con la

tortura, como baldazos de...
Las “terapias” en Ecuador (III)
S Las organizaciones feministas han presentado varias demandas al

Estado ecuatoriano para...
Las “terapias” en Argentina
S

En Córdova (Argentina) funciona el Ministerio de Restauración Aguas Vivas, con influencia
d...
Las “terapias” en Brasil
S La psicóloga evangélica Rozângela Justino considera a la homosexualidad

como un trastorno para...
Perú: la teoterapia (I)
S Malena Mattos se presenta como ex lesbiana y ofrece “teoterapias”

(basadas en la Biblia) para c...
Perú: la teoterapia (II)
S La “terapia” de CREHO se adapta a lo que consideran el origen de la

homosexualidad, para así a...
Perú: la teoterapia (III)
S Malena se jacta que por su ministerio, como llama a

CREHO, han pasado quienes ahora son pasto...
Perú: la teociencia
S En Perú existe la Asociación Católica de Psicología

(ACAP), que afirma que la homosexualidad sí es ...
Perú: centro de operaciones
de grupos conservadores
S El 11 y 12 de septiembre de 2009 se llevó a cabo en Lima (hotel Marí...
Latinoamérica responde:
Curas que matan
S Este año diversas organizaciones LGTBI de Latinoamérica y El Caribe

lanzaron la...
Testimonios (I)
S “Ana”, una ecuatoriana de 21 años, recuerda que una mañana su

madre le dio algo amargo de beber que le ...
Testimonios (II)
S Ángel Llorent se sometió por 10 años a un “tratamiento” para dejar de ser

gay porque creía que estaba ...
Testimonios (III)
S Marc Orozko recibió durante un año en una clínica española un

“tratamiento” que intentaba asociar est...
Grupos/Webs recomendadas
S Cristianos Evangélicos Gays y Lesbianas de Argentina (CEGLA):

www.cegla-argentina.com.ar
S Cri...
Bibliografía (I)
S

Alejandra
Inzunza.
Oraciones
para
dejar
de
ser
gay.
El
País,
20/06/2010.
Tomado
de
http://www.elpais.c...
Bibliografía (II)
S

Clínicas
ilegales
en
Ecuador
prometen
“curar”
la
homosexualidad.
Tomado
http://www.dosmanzanas.com/20...
Gracias
S Móvil: 997 722 699
S Correo: olivera@mhol.org.pe
S MSN: crissthianmanueloliverafuentes@hotmail.com
S Facebook: c...
Próxima SlideShare
Cargando en…5
×

Terapias "reparativas" para personas LGTBI

713 visualizaciones

Publicado el

Historia y análisis de las mal llamadas terapias "reparativas" para personas LGTBI.

Publicado en: Salud y medicina
1 comentario
0 recomendaciones
Estadísticas
Notas
  • Sé el primero en recomendar esto

Sin descargas
Visualizaciones
Visualizaciones totales
713
En SlideShare
0
De insertados
0
Número de insertados
3
Acciones
Compartido
0
Descargas
16
Comentarios
1
Recomendaciones
0
Insertados 0
No insertados

No hay notas en la diapositiva.

Terapias "reparativas" para personas LGTBI

  1. 1. Del electroshock a la teoterapia: todo sobre las terapias de reorientación de la homo y bisexualidad Crissthian Manuel Olivera Fuentes Activista gay del MHOL Taller con líderes jóvenes evangélicos Lima, 12 de noviembre de 2011 S
  2. 2. ¿Qué es? ¿en qué consiste? S La terapia de reorientación sexual, también conocida como reparativa/restaurativa o de conversión, consiste en una serie de “métodos” dirigidos a cambiar la orientación sexual de gays, lesbianas y bisexuales para convertirlos/as en heterosexuales. S Médicos y terapeutas deben regir su accionar profesional por los principios éticos de NO HACER DAÑO y de AYUDAR A LOGRAR EL BIENESTAR, lo cual implica no vulnerar la dignidad de las personas, pilar fundamental sobre el que se erigen los derechos humanos. S Peterson Toscano, en base a mil entrevistas en EE.UU. y Europa a personas que habían pasado por “terapias” de reorientación, documentó nueve tipos de daño: emocional (vergüenza, miedo, tensión, decepción, etc.), psicológico (depresión, tendencias suicidas, episodios psicóticos), espiritual (desaliento, miedo a Dios, pérdida de la fe, crisis espiritual), daño en las relaciones personales (pérdida o quiebre en las relaciones con padres, parejas, amistades), económico (gastos en seminarios, cursos, libros, represalia económica de los padres), profesional/laboral (abandono de estudios o trabajo), físico (úlceras, problemas cutáneos, dolores de espalda), sexual (educación errada sobre su sexualidad), daño sobre el desarrollo (incapacidad para crecer como individuo ya que se gasta casi toda la energía en tratar de cambiar).
  3. 3. ¿Cuáles han sido y son sus formas? (I) S Hasta mediados del siglo XX los “tratamientos” quirúrgicos incluían: S Ovarectomía S Ablación del clítoris S Castración S Vasectomía S Cirugía del nervio púbico S S Histerectomía S Lobotomía Mientras que los “tratamientos” químicos: S S Shock farmacológico inductor de náuseas (metrazol) S S Hormonas Estimulantes y depresivos sexuales. Otras prácticas (principalmente conductuales) incluían: S Terapia de aversión (hacia la homosexualidad o de disminución de la aversión a la heterosexualidad) S Electroshock S Terapia de grupo S Hipnosis S Psicoterapia psicoanalítica S Teoterapia
  4. 4. ¿Cuáles han sido y son sus formas? (II) S Casos documentados de “terapias” de aversión o electroshock incluían shock eléctrico a los genitales, frecuentemente junto a imágenes desagradables de heces o lesiones producidas por el sarcoma de Kaposi (enfermedad asociada a la fase terminal de un proceso infeccioso producido por el VIH). S Otros casos incluyeron la pletysmografía, que emplea sensores eléctricos unidos a los genitales para medir la excitación sexual. Se usaba junto a la “terapia” de electroshock sobre el pene cuando el paciente se excitaba con imágenes homoeróticas. S La hipótesis sobre la que parte la “terapia” psicoanalítica es que la homosexualidad es el resultado de una falla a nivel del desarrollo o de un patrón relacional anormal en las primeras etapas de vida. Mientras que la vertiente conductual la entiende como el resultado de un aprendizaje no adecuado.
  5. 5. ¿Cuáles han sido y son sus formas? (III) S En el caso específico de lesbianas, si bien no se presenta como método científico, existe la “violación correctiva”, que es más bien un tipo de sanción social producida por la creencia popular de que las lesbianas existen porque no han probado a un verdadero hombre, es decir, no han sido penetradas con un pene. S Se espera que con la violación las lesbianas modifiquen o corrijan su conducta hacia la heterosexualidad. S Ruth Ramos, ex directora del MHOL, explica que “la presión empieza en el propio hogar y se extiende a otros espacios sociales”. Suelen ser las madres quienes obligan a sus hijas menores de edad a recibir terapias psicológicas para cambiar su orientación sexual. Incluso el control puede llegar al extremo de encerrarlas en casa para impedir ver a sus amistades e intervenirles el teléfono o el correo electrónico.
  6. 6. Los primeros pasos desde lo patologizante (I) S Entre 1939 y 1969 hubo un afianzamiento de la “terapia” de reorientación dentro de la comunidad científica, al tiempo que los profesionales de la salud mental se convirtieron en “superintendentes” de la sexualidad. Se asumió a la homosexualidad como una psicopatología. S El psicoanalista Edmund Bergler escribió en 1956 que la homosexualidad era una “subdivisión de la neurosis terapéuticamente modificable”. También escribió que la industria de la moda estaba controlada por una conspiración de homosexuales que proyectaban su odio a las mujeres diseñando modas impropias para ser llevadas.
  7. 7. Los primeros pasos desde lo patologizante (II) S Irving Bieber publicó en 1962 un estudio que concluía que “aunque este cambio puede ser conseguido con mayor facilidad por unos que por otros, a nuestro juicio, un cambio hacia la heterosexualidad es una posibilidad para todos los homosexuales que estén fuertemente motivados para el cambio”. S Albert Ellis encontraba que “los homosexuales fijos en nuestra sociedad son casi indefectiblemente neuróticos o psicóticos (…) por lo tanto, no se puede encontrar ningún grupo de homosexuales normales en ningún sitio”. S Martín Seligman, en 1966, reportó que la “terapia” de aversión “funcionaba sorprendentemente bien” ya que más del 50% de los hombres que la habían recibido se convirtieron en heterosexuales. Estos resultados produjeron lo que él llamó “una explosión de entusiasmo sobre el cambio de la homosexualidad [que] barrió la comunidad terapéutica”. Sin embargo, tiempo después admitió que el éxito se centró en hombres bisexuales.
  8. 8. Los primeros pasos desde lo patologizante (III) S En la época nazi, el médico Carl Værnet empleó la castración, inyección de hormonas y otras “técnicas” para “curar” a homosexuales. Tras la II Guerra Mundial fue apresado por autoridades británicas y entregado al Gobierno danés para ser juzgado por crímenes de guerra, pero escapó en 1945 y continuó su actividad en Argentina gracias a que entabló amistad con el Ministro de Salud (Ramón Carrillo). Su hijo, Kjeld Værnet, fue un neurocirujano que hizo experimentos con lobotomía.
  9. 9. Los primeros pasos desde lo patologizante (IV) S La etiqueta “reparadora” tiene su origen en 1983, cuando Elizabeth Moberly acuña el término “impulso reparador” para denominar a la homosexualidad masculina. S Ella interpretaba los deseos de hombres por hombres como un intento de reparación del vínculo entre padre e hijo roto o inexistente en la infancia. S Elizabeth animaba a la creación de relaciones entre hombres (mentores, compañeros, amigos) como una forma de contener la atracción homosexual.
  10. 10. No estamos locos/as (I) S En 1973 la Asociación Psiquiátrica Americana (APA) desclasificó a la homosexualidad de su lista de enfermedades mentales. La decisión contó con el 58% de miembros a favor. Se señaló que: “la homosexualidad per se no conlleva impedimento en juicio, estabilidad, confiabilidad o capacidades sociales y vocacionales”. S En 1987 eliminó la homosexualidad egodistónica de su Manual de Enfermedades Mentales (DSM III-R) y se opone al diagnóstico tanto de la homosexualidad como de la homosexualidad egodistónica como un tipo de desorden. S Además, estableció que psicólogos/as y otros/as terapeutas no deben ofrecer a sus clientes convertirlos en heterosexuales a través de “terapias” o “tratamientos” pues no existe evidencia sólida de que esto sea posible.
  11. 11. No estamos locos/as (II) S La Organización Mundial de la Salud (OMS) retiró a la homosexualidad como enfermedad el 17 de mayo de 1990 de su CIE-10. S Sustituyó la homosexualidad por “orientación sexual egodisintónica”, definida como “la identidad o la preferencia sexual (heterosexual, homosexual, bisexual o prepuberal) no está en duda, pero el individuo desea que fuera diferente, por estar asociada a desórdenes de comportamiento, y puede que busque tratamiento para cambiarlo”. S Ese mismo año, el director de la Asociación Americana de Psicología escribió que: “los esfuerzos por „reparar‟ a los homosexuales no son más que prejuicios sociales vestidos de equipos psicológicos”. Esta institución, ya en 1975 había seguido los pasos a la APA al dejar de considera a la homosexualidad como enfermedad con la siguiente exhortación a los/as profesionales de la salud: “asumir un rol protagonista en la remoción del estigma que durante largo tiempo ha asociado orientaciones homosexuales con enfermedad mental”. S Por su parte, en 1993 la Academia Americana de Pediatría denunció a la terapia reparadora como “contraproducente, porque puede provocar sentimiento de culpa y ansiedades cuando no se puede, o apenas, modificar la orientación”.
  12. 12. No estamos locos/as (III) S El 2009 la Asociación Americana de Psicología, en una resolución con 125 votos a favor y 4 en contra, condenó las “terapias” de reorientación ya que hay muchas posibilidades de que los/as pacientes sufran depresión y tendencias suicidas. S Actualmente el consenso médico y de los profesionales de la salud mental en EE.UU. es que no existe evidencia científica de que esta “terapia” sea efectiva y por el contrario sí existe evidencia de que puede resultar dañina para el bienestar personal. S Ninguna de las principales organizaciones médicas de EE.UU. apoya dicha “terapia” y varias han expresado su preocupación sobre la ética y las hipótesis alrededor de estas prácticas.
  13. 13. No estamos locos/as (IV) S La mayor parte de estas organizaciones opina que las posiciones defendidas por la National Association for Research and Therapy of Homosexuality (NARTH) y Enfoque a la Familia (Focus on the Family) crean un ambiente en el que pueden fortalecerse el prejuicio y la discriminación. S La Asociación Psicoanalítica Americana (APsaA) y la Academia Americana de Psicoanálisis han emitido sendos comunicados antidiscriminatorios. La APsaA ha criticado específicamente a la NARTH afirmando que “esta organización no se adhiere a nuestra política de no
  14. 14. No estamos locos/as (V) S En Alemania, en febrero de 2002, todos los partidos del Bundestag se declararon contra la terapia de reorientación. S El Ejecutivo alemán afirmó que ésta es peligrosa y que la homosexualidad no es una razón para realizar terapia. S Recién el 2001 el manual de Clasificación de Trastornos Mentales de la República Popular China (CCMD-III) removió a la homosexualidad de sus páginas, pero agregó un diagnóstico parecido a la orientación sexual egodisintónica. S El 2000 la Asociación Psiquiátrica Noruega expresó: “La homosexualidad no es ningún desorden o enfermedad y, por lo tanto, no puede ser sujeto a tratamiento. Un „tratamiento‟ con el simple propósito de cambiar la orientación sexual de homosexual a heterosexual debe ser contemplada como una mala praxis ética y no tiene sitio en el sistema de salud”. S El 2010 la Asociación Médica Británica instó a psiquiatras y psicólogos a que abandonen la práctica de las “terapias·” de reorientación por ser ineficaces y tener un daño potencial.
  15. 15. El contraataque de los/as conservadores/as (I) S En la década del 2000 los/as “terapeutas” de la reorientación sexual definen su pensamiento y accionar como la posibilidad de dar a elegir su sexualidad a hombres y mujeres homosexuales que son infelices por serlo. De hecho, se justifican con frecuencia en el derecho de las personas a la libertad y autodeterminación. S Sin embargo, tras la máscara de compasión y libertad, el fin sigue siendo el mismo: reducir la protección legal para LGTBI. S Mark Yarhouse escribió: “Los psicólogos tiene la responsabilidad ética de permitir que los individuos que quieren un tratamiento encaminado a poner freno a experiencias de atracción hacia el mismo sexo o modificar comportamientos homosexuales, no sólo porque confirma los derechos del cliente a la dignidad, autonomía y entidad propia, como persona que es capaz de elegir libremente entre modalidades de tratamiento y comportamiento, pero también porque demuestra un respeto por la diversidad”. S Por su parte, el movimiento LGTBI explica esta situación como una suerte de resurgimiento y reposicionamiento de la derecha cristiana, que ha “empaquetado” su campaña antiLGTB en términos más suaves y amables, utilizando incluso parte del propio discurso de derechos humanos. Ya no denuncian a los/as LGTBI como corruptos sociales o morales sino que enfatizan el discurso del movimiento ex gay.
  16. 16. El contraataque de los/as conservadores/as (II) S Actualmente el doctor Joseph Nicolosi, cofundador de la NARTH y de la Clínica Psicológica Santo Tomás de Aquino, en Los Ángeles-EE.UU., sostiene que la clave de la reconversión hacia la heterosexualidad está en la motivación y una serie de “terapias” de reorientación sexual. Según él, las posibilidades de éxito son dos de cada tres. También, y en contra del criterio científico, receta antidepresivos y ansiolíticos como parte del “tratamiento”. S Él afirma que no es posible que una persona sea gay o lesbiana si tiene una familia funcional. En su libro La terapia reparativa de la homosexualidad masculina: un enfoque clínico nuevo, publicado en 1991, sostiene que “cada uno de nosotros, tanto hombres como mujeres, está impulsado por el poder del amor romántico. Estos enamoramientos consiguen su poder gracias al impulso inconsciente de convertirse en un ser humano completo. En heterosexuales, es el impulso de reunir la polaridad macho-hembra a través del anhelo por lo distinto de mí. Pero en homosexuales, es el intento de conseguir una completitud deficiente del sexo propio inicial”. Este libro ha sido criticado como “un tratado religioso sobre la homosexualidad, levemente disfrazado de documento científico”. S Y es que muchos/as de estos “terapeutas” basan su actividad bajo el supuesto de que gays y lesbianas provienen de familias disfuncionales, en el sentido de que no se ha reforzado un modelo masculino adecuado para el chico o uno femenino para la chica. Por lo tanto, la homosexualidad se puede “tratar” (cambiar, modificar, reorientar, reparar).
  17. 17. El contraataque de los/as conservadores/as (III) S Organizaciones como NARTH, fundada en 1992, reciben apoyo de movimientos religiosos conservadores, incluso en sus finanzas. S Poer su parte, John Paulk, quien fuera miembro de Focus on the Family ha dicho “tal como la hace la Iglesia, debemos continuar denunciando valientemente la agenda homosexual radical, mientras asistimos a aquellos que se encuentran atrapados en ese estilo de vida (…) es un acto de compasión advertir sobre los peligros de la homosexualidad para evitar a los individuos la pena y el dolor de ese comportamiento. Al mismo tiempo, siempre debemos recordar que muchos se vuelven hacia la homosexualidad precisamente porque han experimentado el rechazo de las personas más próximas a ellas. La Iglesia no debe agravar este rechazo, sino que debe ser un oasis de gracia, curación y esperanza”.
  18. 18. Las “terapias” en EE.UU. (I) S Existen grupos de ex gays como Exodus International, que basa su “método” en la religión y la abstinencia para “disminuir las tentaciones homosexuales, corrigiendo estilos distorsionados de relacionarse con el sexo opuesto”, según su web. Esta organización defiende que “la reorientación de la atracción del mismo sexo no es necesaria, pero es posible”. S Este grupo empezó en 1976 derivando a gays y lesbianas hacia sacerdotes que intentaban cambiar su orientación sexual, quienes desde luego consideraban a la homosexualidad como pecado y que era originada por padres del mismo sexo ausentes o distantes, exceso de relación con el padre del sexo contrario, abuso sexual, exposición temprana a la pornografía o al lenguaje sexualmente explícito, aislamiento de compañeros/as de su propio sexo, etc. S Llaman a sus pacientes como “luchadores” y hacia el 2007 es la organización de ex gays más visible de EE.UU. con anuncios en diarios y calles. S Un panfleto de este grupo dice: “Nuestro principal propósito es proclamar que es posible liberarse de la homosexualidad a través del arrepentimiento y de la fe en Jesucristo, Señor y Salvador (…) Cristo ofrece una alternativa de sanación a las personas con tendencias homosexuales. Ëxodo mantiene que el proceso que rompe el poder del pecado es la redención del homosexual, y el individuo queda liberado para conocer y experimentar la verdadera identidad descubierta en Cristo y Su Iglesia”.
  19. 19. Las “terapias” en EE.UU. (II) S Existen otros sacerdocios ex gays como Amor en Acción, Homosexuales Anónimos y Liberación en Jesucristo. La mayoría de los grupos ex gays iniciaron en ambientes evangélicos pero ahora los hay católicos, mormones, judíos y musulmanes. S Un libro de bolsillo publicado por miembros de Éxodo Internacional y Amor en Acción señala: “se desconoce prácticamente la fidelidad moral de los homosexuales”, a quienes presentan como demasiado egoístas y egocéntricos para mantener relaciones duraderas, solitarios y llenos de un impulso sexual anormalmente intenso que nunca logran satisfacer pese a sus, literalmente, miles de contactos sexuales. S Parte de su proceso “reparador” incluye sesiones de maquillaje para que las lesbianas sean femeninas y deportes para que los gays sean masculinos. La base de sus métodos es una mezcla de teorías sobre el origen de la homosexualidad, a veces descrita por su literatura como una conducta, otras como pecado o un rasgo de la personalidad y otras como la expresión de fuerzas satánicas. S Culpan de la incapacidad de la persona para eliminar su orientación homoerótica a la falta de voluntad, de fe, y, peor aún, a un mal intrínseco e inalterable y al pecado. Queda claro que quienes no pueden “cambiar” son responsable por ello y la autoinculpación y la desesperanza son una receta perfecta para el suicidio.
  20. 20. Las “terapias” en Iberoamérica y España S En Iberoamérica existen diversas organizaciones que apoyan las terapias de reorientación como el Grupo Juan Pablo II, Courage Latino, Exodus Latinoamérica, Vida Humana Internacional (fundada por un monje benedictino), Catholic.net, Zapatos Nuevos (Venezuela) y Camino de Salida (Ecuador). S En España el Ministerio de Sanidad no tiene registros oficiales sobre las “clínicas” que practican este método. Además, muchas operan en centros religiosos privados. S En dicho país se investigó el 2009 a la clínica Tibidabo por llevar a cabo estas “terapias”. S El Obispado de Alcalá de Henares publicó en su web un manual para dejar de ser homosexual. Recomienda la lectura de algunos párrafos de la Biblia, meditación, oración y el estudio de las vidas de San Carlos Lwanga y San Pelayo. S Uno de los más conocidos promotores de las terapias de reorientación es el “psicólogo” Aquilino Polaino, quien expuso ante el Senado español en contra de la aprobación del matrimonio igualitario.
  21. 21. Las “terapias” en Ecuador (I) S En Ecuador operan ilegalmente “clínicas de rehabilitación” donde se pretende cambiar la orientación homosexual. S Las víctimas son secuestradas, obligadas a ingresar a centros de rehabilitación para drogadictos/as y alcohólicos/as (que es la fachada que usualmente presentan) y coactadas a firmar que están allí por decisión propia. S “En estos centros privados donde se trata a personas adictas o con problemas de alcohol se puede internar a jóvenes, mujeres y hombres e incluso personas adultas. Esto es posible por la existencia de una ley de estupefacientes, la ley 108, en la que el artículo 34 permite que el padre, madre, familiar o un representante legal pueda ingresar a una persona que supuestamente no tiene capacidad de decisión”, sostiene Tatiana Cordero, directora del Taller de Comunicación Mujer (Quito-Ecuador).
  22. 22. Las “terapias” en Ecuador (II) S En dichos centros se llevan a cabo prácticas que lindan con la tortura, como baldazos de agua fría a las 3 de la mañana, privación de comida y sueño, golpes, reclusión en cuartos pequeños destinados a la oración/penitencia, vestir a las lesbianas como trabajadoras sexuales para que sientan la feminidad y que el deseo masculino las saque de su “confusión”, e incluso recibir amenazas de violación. A las trans se les corta el cabello e incluso se les saca líquido de las prótesis de sus senos. S Y no sólo se abusa de la ignorancia y los prejuicios de las familias, sino que, sumados a los castigos descritos, existe también explotación porque las familias tienen que llevar la comida y las mujeres son utilizadas como trabajadoras domésticas gratuitas.
  23. 23. Las “terapias” en Ecuador (III) S Las organizaciones feministas han presentado varias demandas al Estado ecuatoriano para que se responda sobre el accionar de estas clínicas, pues el hecho de que sean privadas no le exime de responsabilidad. Tatiana sostiene que el 54% de estos centros funciona de manera irregular, sin permisos ni condiciones adecuadas. S La organización Fundación Equidad y Género recibe 15 denuncias al año de personas que han sido ingresadas en contra de su voluntad. S En agosto de 2011 el Ministerio de Salud clausuró 30 clínicas, la mayoría vinculadas a grupos evangélicos, aunque se cree que
  24. 24. Las “terapias” en Argentina S En Córdova (Argentina) funciona el Ministerio de Restauración Aguas Vivas, con influencia de grupos evangélicos de EE.UU. Su presidente Mauricio Montion explica que su intención es ayudar a quienes están conflictuados/as con su sexualidad a través de “terapias” grupales basadas en oraciones de sanidad. Además ofrece retiros de restauración emocional, relacional y sexual que cuestan entre 500 y 600 pesos. S Según Mauricio existirían en Argentina unos 12 grupos de restauración, la mayoría evangélicos, además de congregaciones que realizan estas prácticas a puertas cerradas. S En octubre de 2008 la Fundación Pro Integración y Salud Sexual organizó una conferencia para “curar” la homosexualidad, por lo que la juventud de la Comunidad Homosexual Argentina (CHA) hizo una protesta, mientras que Víctor Bracuto de La Iglesia de la Comunidad Metropolitana (que acepta la diversidad sexual entre sus fieles) presentó una denuncia por homofobia ante el Instituto Nacional Contra la Discriminación (INADI), quien determinó que el objetivo de “sanar al homosexual” resultaba discriminatorio.
  25. 25. Las “terapias” en Brasil S La psicóloga evangélica Rozângela Justino considera a la homosexualidad como un trastorno para el cual ofrece una “cura”, pero fue impedida de aceptar pacientes (luego de ser censurada y juzgada públicamente) por el Consejo Federal de Psicología de Brasil (CFP), organización a la que ella acusa de estar conformada por homosexuales que “deliberan a favor de su propia causa”. S El CFP se ha pronunciado en contra de las terapias que intentan cambiar la orientación sexual y tiene resoluciones en contra de posiciones homo/lesbofóbicas y a favor del derecho del paciente a un tratamiento imparcial. La Resolución 001/99 se refiere a las directrices éticas de la actuación de los/as psicólogos/as en relación a la diversidad sexual, prohibiendo toda forma de tratamiento clínico. S El 2004 un diputado evangélico de Río de Janeiro propuso un proyecto de Ley que pretendía costear el “tratamiento” de las personas que querían dejar de ser homosexuales.
  26. 26. Perú: la teoterapia (I) S Malena Mattos se presenta como ex lesbiana y ofrece “teoterapias” (basadas en la Biblia) para cambiar la orientación sexual. S Desde el 2000 funciona el Centro de Restauración de Homosexuales (CREHO) fundado por www.exgaylatinoamerica.com. ella. Su página web es S Consideran a la homosexualidad como una enfermedad moral y del alma, como un desequilibrio emocional. S Creen que ser homosexual es como ser alcohólico y que un gay o una lesbiana se hace a través de las influencias que tiene a lo largo de su vida, y que van del rechazo en el vientre materno a la falta de amor y atención de los padres.
  27. 27. Perú: la teoterapia (II) S La “terapia” de CREHO se adapta a lo que consideran el origen de la homosexualidad, para así aislarlo y tratarlo. Así, si el problema es de dependencia emocional, hay que romper con las compañías que afectan negativamente, si es por abuso hacen la terapia de luto (desahogo). S Malena sostiene que el proceso de “cambio” lleva de seis meses a dos años dependiendo del empeño y fuerza de cada persona. S Un 20% no logra el “cambio” y un 90% son cristianos o se ha convertido en el proceso. S CREHO funciona como un equipo de personas que se apoya en la fe para lograr el “cambio”, es decir, llegar al estado original de la creación: hombre o mujer. S Asisten también padres/madres que desean cambiar la homosexualidad de sus hijos/as.
  28. 28. Perú: la teoterapia (III) S Malena se jacta que por su ministerio, como llama a CREHO, han pasado quienes ahora son pastores, líderes religiosos locales, profesionales y empresarios a los que se refiere como “egresados”. S “La homosexualidad no es mala. Hay gente que vive bien aunque siempre tendrá un problema. Existe una alternativa para quien no es feliz así. La homosexualidad no es una opción de acuerdo con las Escrituras. Dios ha hecho hombres y mujeres, no ha hecho un tercer sexo”, sostiene Malena.
  29. 29. Perú: la teociencia S En Perú existe la Asociación Católica de Psicología (ACAP), que afirma que la homosexualidad sí es un problema de salud mental y que la OMS sólo la retiró de su lista de enfermedades por el lobby de la comunidad LGBTI. S Uno de los principales representantes de esta línea de pensamiento fundamentalista y antiderechos es el “psiquiatra” René Flores, quien es en realidad un activista confesional.
  30. 30. Perú: centro de operaciones de grupos conservadores S El 11 y 12 de septiembre de 2009 se llevó a cabo en Lima (hotel María Angola) la IV Conferencia Latinoamericana Salvemos a la Familia, organizada por la Fundación Para el Desarrollo de la Familia. Una de sus principales acciones fue el “Seminario Especial de Homosexualidad: Mitos y Verdades”. S Entre sus ponentes se encontraban destacados líderes conservadores de Exodus Internacional, Enfoque a la Familia y Ministerio Seminarios de Vida Familiar. Ofrecían “curar” la homosexualidad. S En respuesta, organizaciones y activistas LGTBI realizaron sendos plantones llamados “¡Que no te engañen! La homosexualidad y la transgeneridad no son una enfermedad”. S Algunos organizadores y participantes de la Conferencia salieron a conversar con los/as manifestantes. Aunque expresaron su amor a los/as LGTB, remarcaron que la homosexualidad es una equivocación causada por el demonio.
  31. 31. Latinoamérica responde: Curas que matan S Este año diversas organizaciones LGTBI de Latinoamérica y El Caribe lanzaron la campaña “Curas que matan”, la que está denunciando las “terapias” de reorientación en toda la región. S Entre otras cosas, esta campaña: S Demanda que los Gobiernos observen el principio de laicidad de los Estados y tomen medidas concretas para combatir las prácticas “reparativas”, incluyendo el corte de cualquier financiamiento público a instituciones o personas que no están claramente distanciadas de estas acciones. S Demanda que las instituciones nacionales de salud pública establezcan o favorezcan reglamentos que retiren de los sistemas de salud público y privado a las personas que promuevan o practiquen este tipo de “terapias”. S Insta a que los cooperantes incluyen como criterio de aprobación de proyectos, el rechazo al discurso a favor de este tipo de “terapias”. S Solicita que las autoridades religiosas condenen firmemente el uso de discursos que proponen/impulsan procesos de “reparación”, y que promuevan el respeto de la diversidad sexual.
  32. 32. Testimonios (I) S “Ana”, una ecuatoriana de 21 años, recuerda que una mañana su madre le dio algo amargo de beber que le produjo mucho sueño. “De repente entraron cinco personas a casa, dos hombres y tres mujeres, que me dijeron que eran de la INTERPOL. Afuera no había ninguna unidad de la entidad, había un taxi y todos estaban con camisas blancas, sabía que me estaban capturando por mi orientación sexual”, declaró la joven. S Al segundo día logró comunicarse con su novia “Martha”, de 23 años, quien a partir de entonces inició una lucha judicial que derivó en que la Fiscalía dictara medidas cautelares que impiden a la madre de “Ana” acercarse a ella, pero la víctima no quiso denunciar a su progenitora pues podría ir a la cárcel.
  33. 33. Testimonios (II) S Ángel Llorent se sometió por 10 años a un “tratamiento” para dejar de ser gay porque creía que estaba enfermo. S El “tratamiento” consistía en rezar diez Padres Nuestro, diez Ave Marías, tomar 75 mg. de Ludiomil y 20 mg. de Dogmatil, tener sexo con mujeres y no ver pornografía. Intentó suicidarse ante el fracaso de la “terapia”. S “Busqué un psiquiatra particular de la comunidad evangélica de Barcelona porque no me aceptaba. En las consultas intentaba reafirmar mi masculinidad pero al no tener efecto empezó a medicarme para bajar mi libido. Era una castración química”, cuenta Ángel. S También afirma que “Tenía que rezar si veía a un chico guapo en la calle”.
  34. 34. Testimonios (III) S Marc Orozko recibió durante un año en una clínica española un “tratamiento” que intentaba asociar estímulos positivos a lo heterosexual y negativos a lo gay. S Él tenía 20 años a fines de los 90’ y su “terapeuta” le aconsejaba masturbarse pensando en mujeres y le obligaba a ponerse una goma en la muñeca y jalar de ella cada vez que pensara en un hombre para así relacionar la figura masculina con el dolor. S Marc afirma que esta “terapia” tuvo efectos secundarios en él como obsesiones, inseguridades y problemas para relacionarse.
  35. 35. Grupos/Webs recomendadas S Cristianos Evangélicos Gays y Lesbianas de Argentina (CEGLA): www.cegla-argentina.com.ar S Cristianos Gays: www.cristianosgays.com S Afirmación. Mormones Gays y Mormonas Lesbianas: www.afirmacion.org S Otras Ovejas. Ministerios Multiculturales con Minorías Sexuales: www.otrasovejas.org S Comunidad Cristiana Ecuménica http://cegalchile.blogspot.com S Comunidad Cristiana http://ccielcamino.blogspot.com Gay Inclusiva Lésbica (CEGAL): El S Judíos Argentinos GLBT (JAG): www.jagargentina.blogspot.com Camino:
  36. 36. Bibliografía (I) S Alejandra Inzunza. Oraciones para dejar de ser gay. El País, 20/06/2010. Tomado de http://www.elpais.com/articulo/sociedad/Oraciones/dejar/ser/gay/elpepisoc/20100620elpepisoc_2/Tes el 8 de noviembre de 2011. S El escándalo de la “reconversión” de lesbianas en http://www.pensamientocritico.org/escandalo0411.htm el 8 de noviembre de 2011. S Terapia de reorientación sexual. Wiwipedia. Tomado de http://es.wikipedia.org/wiki/Terapia_de_reorientación_sexual el 8 de noviembre de 2011. S Víctor Juárez. Ellos juran que dejar de ser gay sí es posible… El Comercio, 23/01/2008. Tomado de http://www.promsex.org/index.php?option=com_content&view=article&id=642:-en-peru-un-grupo-fundado-hace-ocho-anosse-jacta-de-tener-80-hombres-y-mujeres-que-cambiaron-su-orientacion-sexual&catid=3:noticias&Itemid=88 el 9 de noviembre de 2011. S Grupos evangélicos ofrecen terapias para “curar” a personas homosexuales. AG Magazine, 21/12/2010. Tomado de http://www.agmagazine.info/2010/12/21/grupos-evangelicos-ofrecen-terapias-para-curar-a-personas-homosexuales/ el 9 de noviembre de 2011. S Terapias de conversión. Tomado de http://www.clam.org.br/publique/cgi/cgilua.exe/sys/start.htm?infoid=6222&sid=21 el 9 de noviembre de 2011. Sudáfrica. Tomado de
  37. 37. Bibliografía (II) S Clínicas ilegales en Ecuador prometen “curar” la homosexualidad. Tomado http://www.dosmanzanas.com/2010/11/clinicas-ilegales-en-ecuador-prometen-curar-la-homosexualidad.html el 9 noviembre de 2011. S Gays, lesbianas y trans limeños lo dijeron fuerte y claro: No somos enfermos, no tenemos nada de “malo” (12/10/09) y Exitoso fue el primer plantón “Que no te engañen! La homosexualidad no es una enfermedad” (11/11/09). Diariodelimagay.com. Tomado de http://blogdelimagay.blogspot.com/2009_09_01_archive.html el 11 de noviembre de 2011. S Latinoamérica y El Caribe: Campaña “Curas que matan”. Tomado http://www.observatoriogeneroyliderazgo.cl/index.php/bloc-mainmenu-9/26-novedades/4308-latinoamerica-y-el-caribecampana-qcuras-que-matanq el 11 de septiembre de 2011. S Francis Mark Mondimore (1996). Una historia natural de la homosexualidad. Ediciones Paidós Ibérica S.A. S Gabriela Kuroiwa. Intervenciones en torno a la orientación sexual y salud mental: debates y controversias. Presentación hecha el 17 de mayo de 2011 en el Seminario Orientación Sexual y Salud Mental: Estrategias Para el Cambio Social Desde los Derechos Humanos, organizado por PROMSEX-UPCH-Red Peruana TLGB. S Rafael Mazín. De Kinsey al DSM-IV-TR. Presentación hecha el 17 de mayo de 2011 en el Seminario Orientación Sexual y Salud Mental: Estrategias Para el Cambio Social Desde los Derechos Humanos, organizado por PROMSEX-UPCH-Red Peruana TLGB. de de de
  38. 38. Gracias S Móvil: 997 722 699 S Correo: olivera@mhol.org.pe S MSN: crissthianmanueloliverafuentes@hotmail.com S Facebook: crissthianmanuel.oliverafuentes S Twitter: @criss_olivera S Skype: crissthianmanueloliverafuentes

×