CPE 05 - Conferencia

365 visualizaciones

Publicado el

Evaluación - Conferencia disertada por la Dra. Silvina Gvirtz durante el 1º Congreso Provincial de Educación desarrollado los días 17, 18 y 19 de Noviembre de 2005 en la ciudad de Esquel, Chubut

Publicado en: Empresariales, Viajes
0 comentarios
0 recomendaciones
Estadísticas
Notas
  • Sé el primero en comentar

  • Sé el primero en recomendar esto

Sin descargas
Visualizaciones
Visualizaciones totales
365
En SlideShare
0
De insertados
0
Número de insertados
3
Acciones
Compartido
0
Descargas
4
Comentarios
0
Recomendaciones
0
Insertados 0
No insertados

No hay notas en la diapositiva.

CPE 05 - Conferencia

  1. 1. Evaluación – Dra. Silvina Gvirtz Conferencia Este proyecto y este tema de la evaluación institucional, se enmarca en una problemática más general, que nosotros estamos trabajando fuertemente en la universidad y tiene que ver con una gran pregunta, que en realidad se hicieron un grupo de teóricos ingleses, entre los cuales se destaca Piter Mourthy en 1970, y el dijo. ¿Porqué hay escuelas que en la mismas condiciones socioeconómica funcionan unas mejor que otras? ¿Qué hace que a veces en una misma zona, unas escuelas funcionen muy bien y otras escuelas no tanto? Este grupo de especialistas en Inglaterra como otro grupo de especialistas en Canadá y después se fue diseminando, armaron un movimiento sobre mejora escolar, y se pusieron a ver, que hace que una escuela funcione bien. Entonces, lo que yo vengo a traerles, digamos, es un poco la experiencia internacional sobre que hace que una escuela funcione bien, y específicamente el rol de la escuela en los procesos de mejora, Y los trabajos que nosotros mismos hicimos en varias escuelas, en este momento son siete del gran Buenos Aires en zona altamente carenciadas. Y la pregunta, creo que lo que me interesa a mí, y creo que podría interesarles a Ustedes, es como podemos encarar un proceso de mejora. El punto es ¿por qué, hablamos de mejora y no cambio? ¿Por qué tomamos la palabra mejora como una palabra interesante? Primero, porque no todo lo nuevo es bueno, ni todo lo viejo es malo. Y cuando uno habla de cambio, piensa que todo lo nuevo es necesariamente mejor que lo que uno está haciendo. Y la verdad, es que no es así. Lo interesante de los procesos que trabajan con el concepto de mejora es que nos permiten conservar las buenas prácticas que tenemos y cambiar aquellas en las que las cosas no funcionan tan bien. Y este es un primer punto de partida. Porque cuando nosotros estamos todo el tiempo abrumados con la idea de que tenemos que cambiar, que tenemos de innovar, que nada de lo que hacemos es bueno, estamos embarcados en un proceso que, obviamente que nos frustra y que nos pone mal, y que no es verdad. Que no es verdad, porque aún cuando, nuestro país tiene muchísimo para mejorar. En las pruebas internacionales de calidad, estamos muy lejos de los países más desarrollados. También es cierto que estamos entre los primeros puestos en América Latina, y entonces, también es cierto que algunas prácticas de nuestras escuelas deben estar funcionando bien. Y por esto vamos a hablar de mejora, y además porque la mejora es un proceso continúo. Nunca va llegar un momento en que nuestras escuelas funcionen bien. Decía un filósofo argentino Santiago Cobalosky, que a mí me gusta mucho, el decía lo siguiente: una sociedad, una escuela, una persona no es feliz o funciona bien cuando tiene todos los problemas resueltos. No hay ninguna institución que tenga los problemas resueltos. La mejor calidad de una sociedad está dada por la calidad de los problemas que se puedan plantear. Si nosotros estamos embarcados en nuestras escuelas en resolver problemas internos, que me peleo con fulano, y fulano no se qué, y el maestro de tercero es muy malo, entonces yo no puedo enseñar en cuarto; claro que esos son problemas de mucha más baja calidad que si todos pudiéramos ver de cómo podemos hacer para bajar la deserción escolar. Esta es la base sobre la cual planteamos esta exposición: ¿Para qué evaluamos? ¿Evaluamos para controlar o evaluamos para mejorar? Y obviamente, lo que vamos a plantear acá es que la evaluación tiene que servirnos para mejorar, y el control puede ser parte de la mejora, pero no el objetivo principal de la evaluación. Como la evaluación se enmarca en un proceso de gestión escolar, nosotros como directivos y como maestros, digamos cuando gobernamos una institución o gestionamos una institución, tenemos muchos procesos, y la evaluación que tenemos que hacer para ver como volvemos a mejorar, por ejemplo, nuestra enseñanza, es parte de estos procesos. Me pareció importante, incluir la evaluación en el marco de los procesos de la gestión escolar. ¿Y como definimos gestión? ¿Que es la gestión escolar? La gestión escolar o el gobierno de las escuelas, tiene que ver todas aquellas decisiones que hay que tomar respecto al currículo, al tiempo, al de los recursos humanos, y demás para que los chicos aprendan cada vez más y mejor. Gobernar es tomar decisiones con un fin predeterminado. + 1º CONGRESO PROVINCIAL DE EDUCACIÓN + “Desafíos Educativos para el Siglo XXI” + 17, 18 y 19 de Noviembre de 2005 – Esquel - Chubut
  2. 2. Entonces, el eje central de la gestión, y lo que observa la gente que trabaja en mejora de las buenas escuelas, es importante, para tener una buena escuela, que tiene que ver con armar una planificación institucional en el largo, mediano y corto plazo. Muchas veces a nosotros nos piden planificaciones institucionales. Pero muchas veces a esas planificaciones nosotros las hacemos y pensamos que tienen que ser de veinte páginas, y escribimos muchísimo sobre el marco teórico. Pero una buena planificación, en realidad, tiene que ser para nosotros. No tiene que ser una planificación larguísima, ni manifestación de deseos. Tiene que ser una planificación que a nosotros nos sirva para saber a donde queremos ir. Y puede resumirse en cuatro o cinco páginas. ¿Que tiene que tener una planificación? Bueno, ahora lo vamos a ver. Junto con la planificación, una buena escuela funciona cuando tiene políticas de implementación. Muchas veces los directores y los maestros, yo digo, administramos la coyuntura. Administramos el día a día. Estamos todo el tiempo trabajando a demanda. Esto es: viene un papá entonces lo recibimos, viene otro papá, viene el chico de la mala nota, el chico que rompe el banco, etc., y estamos todo el tiempo reaccionando a la demanda. Cuando nosotros planificamos, la demanda es una parte importante, pero nosotros también sabemos a donde queremos ir. En ese marco regulamos la demanda que nos llega. Las políticas de implementación implican poder pensar como voy a recibir a los padres, porqué los voy a recibir, en que situaciones, como voy a trabajar con los maestros, y como voy a encarar el problema de los chicos que no terminan de aprender, antes en la planificación y después de implementar en función de eso, y no, que la coyuntura desborde el trabajo cotidiano en la escuela. Y por último, los procesos de evaluación permanente. Acá paso a la otra filmina. ¿Que tiene que tener un proceso de planificación institucional? Por un lado, nosotros tenemos que saber a donde queremos ir. Cual es nuestra escuela ideal. ¿Y queremos que sepan lo chicos cuando terminan de cursar en nuestra escuela? ¿Que queremos que hayan aprendido en cuestión de valores, de contenidos? A donde queremos ir. A partir de ahí, tenemos que ver en donde estamos, como estamos hoy. Que tipo de escuela queremos. Y después, planificar, implementar este plan y mirar que hicimos bien, y que debemos mejorar. La idea de una escuela como organización que aprende, implica definir la misión, de identificar el perfil de egresado a lograr. Que ciudadano queremos formar. ¿Por qué? Acá hay un tema central. Los chicos no aprenden en un año, aprenden en tres o en siete años los contenidos relevantes que nosotros queremos que aprendan. Nosotros podemos transmitir información en un año, los chicos pueden aprender muchísimos datos sobre historia general, pero entender las relaciones de causalidad en la historia, pero para poder leer la realidad de otra manera, requiere que todos los maestros en una escuela, trabajemos coordinadamente en un equipo para lograr ese fin. Obviamente, para todo esto tenemos que partir de un diagnóstico real. Que chicos tenemos, que posibilidades, que debilidades y fortalezas tenemos en nuestra escuela y clarificar a donde queremos ir. Y, evaluarnos permanentemente para ver si estamos logrando esas metas. Pero ¿qué entendemos por evaluar? ¿Que entendemos por evaluación? El objetivo central de la evaluación tiene que ser la potenciación de estos procesos de mejora, y debe constituirse en una instancia de análisis y reflexión para confirmar que estamos o en el camino correcto o que tenemos que corregir y trasformar lo que estamos haciendo. Y, una nueva concepción de evaluación, supone evaluar el proceso y redefinir nuestras intervenciones todas las veces que sea necesario. Siempre nos van a salir cosas mal. Siempre la escuela y nosotros como docentes, vamos a tener muchísima potencialidad de mejora. Sin embargo, nosotros concebimos a la evaluación en este sentido, como un proceso de diálogo y de comprensión. Esto supone, un trabajo de la escuela con todos los actores involucrados, y supone trabajar en equipo. Supone pasar de la idea de los docentes que culpabilizamos a los colegas del lado para poder responsabilizarnos de nuestra tarea. Yo soy maestra, y recuerdo cuando empecé a trabajar en una Escuela del Distrito Nº 10 de Buenos Aires, recuerdo que una frase típica era cuando la directora venía a decirnos: “Bueno, mira Silvina, porqué no mejoras un poquito este tema de matemática”. Mi respuesta era: “Mira, ¿sabes que pasa? No puedo. Mira como me dejó los chicos, la maestras de tercero. Con + 1º CONGRESO PROVINCIAL DE EDUCACIÓN + “Desafíos Educativos para el Siglo XXI” + 17, 18 y 19 de Noviembre de 2005 – Esquel - Chubut
  3. 3. esa maestra de tercero, nunca vamos a poder llegar al nivel que queremos en quinto”. Trabajar en equipo, significa que nosotros podamos sentarnos con la de tercero, la de cuarto y la de quinto, y que la de quinto le pueda decir a la de cuarto: mira yo necesito que los chicos sepan bien A. B. C. D., etc. Y la de cuarto pueda decir, mira yo A. B. y C. puedo dar, pero D. no puedo. Pero hagamos una cosa, cuando terminen van saber A. B. C. y D. enséñalo vos. Pero yo te voy a pasar las pruebas de fin de año, para que mis pruebas de fin de año a vos te sirvan también como pruebas diagnosticas para el año siguiente. Y vamos a hacer una reunión a principio de año, y te voy a contar exactamente en que estado está cada uno de los chicos con los que vas a trabajar. El diálogo tiene esta doble finalidad. Por un lado, trata de generar comprensión. Comprensión de los problemas del otro, y también permite afianzar lo que está bien y mejorar las prácticas de lo que hay que mejorar. La mejora ocurre, cuando los sujetos dejan de posesionarse en lugares defensivos. Se inicia con preguntas acerca de lo que hacemos y se acelera cuando podemos compartir esos interrogantes con otro. Cuando podemos salir de... cuando alguien me cuestiona, sentirme culpable y pasar a entender porqué decimos lo que decimos. Significa pasar de una cultura del control externo a una cultura de la evaluación para garantizar a todos los niños el derecho de aprender más y mejor. Muchas gracias. + 1º CONGRESO PROVINCIAL DE EDUCACIÓN + “Desafíos Educativos para el Siglo XXI” + 17, 18 y 19 de Noviembre de 2005 – Esquel - Chubut

×