La Continuidad de la VidaAutor: Luis Enrique Caro Henao, Profesor Titular, Facultad de Medicina, Universidad              ...
teoría coherente y científica acerca de nuestra evolución. Como lo ha afirmado FrancoisJacob (Jacob F. 1986), se necesitar...
Hoy, parece ser, somos una amenaza para esa historia, pues por una extrañaparadoja, hemos alcanzado la capacidad de destru...
Parte I – La Teoría     La ciencia es mucho más una determinada manera de pensar que un cuerpo deconocimientos.           ...
mundo que intentaron sistematizar tenía que ver con una pregunta que sigue siendoesencial hoy: ¿cuáles son los principios ...
fuego, y la combustión es la clave de la vida humana y del mundo. El cambio que seobserva es debido a que el mundo (fuego)...
Ninguna partícula de materia o de movimiento se perdía, ni ninguna se ganaba: principiode la conservación de la materia y ...
Mayr llama a esto la teoría esencialista, que en la biología anterior al siglo XIX,postulaba que los seres vivos habían si...
La ciencia griega        Como hemos visto, el pensamiento de la Grecia clásica estableció la filosofía quehubo de regir po...
impide cualquier intento de asignar una historia a los organismos vivos, porque el creadory motor del mundo introduce desd...
ella, dejarán de ser el centro del mundo, girando en cambio alrededor del sol. Su textoSobre las revoluciones del mundo (D...
(460-377 A.C.), Teofrasto (c. 370-288(5) a.c.), Discórides (I siglo d.c.), Plinio (23-79 D.C.)y Galeno (129-199 D.C.)). En...
comenzaron a ser traducidos a las lenguas vernáculas y los ilustradores acompañaban alos botánicos en sus trabajos.       ...
para lograr la definición de especie, ya que era necesario poder definir especiesindividuales y lograr su ordenamiento en ...
En Species Plantarum y en Systema naturae (12 ediciones) demostró que esnecesario utilizar caracteres definidos y limitado...
parte de La Ilustración, un grupo de naturalistas, entre los que se cuentan Buffon, Cuvier yLamarck, propician proyectos q...
años aproximadamente (hasta ese momento se afirmaba que la tierra había sido creada4.004 años antes del nacimiento de Cris...
generación ante modificaciones ocasionales del ambiente, pero no a cambiosmacroevolutivos, los cuales negaba.        Acept...
Honore Isidore Geoffroy de Saint-Hillaire (1772-1844), contemporáneo deLamarck, y como él ardiente opositor de las ideas c...
cual induce el cambio. Si por el contrario el órgano se utiliza poco, el fluido no circula poresa parte y el órgano reduce...
deteriora, disminuye progresivamente sus facultades y termina por hacerlo desaparecer",y esos cambios son heredables. La t...
En 1798 publicó An essay on the principle of population as it affects the futureimprovement of society, en español hoy se ...
Charles Lyell (1797-1875) inglés, estudió en Ringwood, Salisbury y Midhurst, enOxford. Atendió las conferencias que dictab...
La figura principal de la primera fue William Paley (1743-1805) quien en sustratados filosóficos y religiosos, principalme...
En la primera edición del El Origen de las Especies Darwin no mencionó ningúnautor que le hubiera influenciado. Por eso en...
explicar los mecanismos mediante los cuales era posible la selección natural. Comoveremos en los próximos apartes, la esen...
encontró una carta de Henslow donde le invitaba a ser el acompañante del capitán RobertFitzRoy (1805 - 1865), quien al man...
Down (posteriormente Downe). No ocupó nunca un puesto académico, y excepto porhaber sido secretario por algún tiempo de la...
La continuidad de la vida
La continuidad de la vida
La continuidad de la vida
La continuidad de la vida
La continuidad de la vida
La continuidad de la vida
La continuidad de la vida
La continuidad de la vida
La continuidad de la vida
La continuidad de la vida
La continuidad de la vida
La continuidad de la vida
La continuidad de la vida
La continuidad de la vida
La continuidad de la vida
La continuidad de la vida
La continuidad de la vida
La continuidad de la vida
La continuidad de la vida
La continuidad de la vida
La continuidad de la vida
La continuidad de la vida
La continuidad de la vida
La continuidad de la vida
La continuidad de la vida
La continuidad de la vida
La continuidad de la vida
La continuidad de la vida
La continuidad de la vida
La continuidad de la vida
La continuidad de la vida
La continuidad de la vida
La continuidad de la vida
La continuidad de la vida
La continuidad de la vida
La continuidad de la vida
La continuidad de la vida
La continuidad de la vida
La continuidad de la vida
La continuidad de la vida
La continuidad de la vida
La continuidad de la vida
La continuidad de la vida
La continuidad de la vida
La continuidad de la vida
La continuidad de la vida
La continuidad de la vida
La continuidad de la vida
La continuidad de la vida
La continuidad de la vida
La continuidad de la vida
La continuidad de la vida
La continuidad de la vida
La continuidad de la vida
La continuidad de la vida
La continuidad de la vida
La continuidad de la vida
La continuidad de la vida
La continuidad de la vida
La continuidad de la vida
La continuidad de la vida
La continuidad de la vida
La continuidad de la vida
La continuidad de la vida
La continuidad de la vida
La continuidad de la vida
La continuidad de la vida
La continuidad de la vida
La continuidad de la vida
La continuidad de la vida
La continuidad de la vida
La continuidad de la vida
La continuidad de la vida
La continuidad de la vida
La continuidad de la vida
La continuidad de la vida
La continuidad de la vida
La continuidad de la vida
La continuidad de la vida
La continuidad de la vida
La continuidad de la vida
La continuidad de la vida
La continuidad de la vida
La continuidad de la vida
La continuidad de la vida
La continuidad de la vida
La continuidad de la vida
La continuidad de la vida
La continuidad de la vida
La continuidad de la vida
La continuidad de la vida
La continuidad de la vida
La continuidad de la vida
La continuidad de la vida
La continuidad de la vida
La continuidad de la vida
La continuidad de la vida
La continuidad de la vida
La continuidad de la vida
La continuidad de la vida
La continuidad de la vida
La continuidad de la vida
La continuidad de la vida
La continuidad de la vida
La continuidad de la vida
La continuidad de la vida
La continuidad de la vida
La continuidad de la vida
La continuidad de la vida
La continuidad de la vida
La continuidad de la vida
La continuidad de la vida
La continuidad de la vida
La continuidad de la vida
La continuidad de la vida
La continuidad de la vida
La continuidad de la vida
La continuidad de la vida
La continuidad de la vida
La continuidad de la vida
La continuidad de la vida
La continuidad de la vida
La continuidad de la vida
La continuidad de la vida
La continuidad de la vida
La continuidad de la vida
La continuidad de la vida
La continuidad de la vida
La continuidad de la vida
Próxima SlideShare
Cargando en…5
×

La continuidad de la vida

5.286 visualizaciones

Publicado el

Publicado en: Educación
0 comentarios
2 recomendaciones
Estadísticas
Notas
  • Sé el primero en comentar

Sin descargas
Visualizaciones
Visualizaciones totales
5.286
En SlideShare
0
De insertados
0
Número de insertados
5
Acciones
Compartido
0
Descargas
38
Comentarios
0
Recomendaciones
2
Insertados 0
No insertados

No hay notas en la diapositiva.

La continuidad de la vida

  1. 1. La Continuidad de la VidaAutor: Luis Enrique Caro Henao, Profesor Titular, Facultad de Medicina, Universidad Nacional.ADVERTENCIA: Este texto está en proceso de revisión y por lo tanto debe ser utilizadoúnicamente por los estudiantes que asisten a las conferencias de Evolución de laasignatura Biología II, como complemento bibliográfico. La edición original fue publicadapor la Unidad de Auxología y Publicaciones de la Universidad Nacional de Colombia: LaContinuidad de la Vida: una reflexión sobre nuestra historia biológica. Luis Enrique CaroHenao. 1995. TEA Fundación Auxológica, Universidad Nacional de Colombia, Bogotá. Home is where one starts from. T.S. Elliot Prolegomenos ¿Por qué escribir sobre la evolución de la vida? El conocimiento de los postuladosgenerales de la evolución permite una mejor comprensión de los fenómenos vitales, loscuales necesariamente están imbricados ineludiblemente con la historia de la tierra. Hoy la genética y la biología molecular marchan al frente de la investigación sobrelos seres vivos, y sus descubrimientos nos revelan la fina línea que nos uneancestralmente con todos los organismos, existentes y extintos, de tal manera que elcódigo genético define en el interior celular, la maravillosa paradoja que es la vida: ella esúnica y es diversa, ella se organiza de forma similar en todos los seres vivos, pero laexpresión de sus características es extraordinariamente distinta, producto de laacumulación, a lo largo de miles de millones de años, de discretas modificaciones que serevelan en la inmensa galería de las especies que nos asombran. ¿Para qué saber acerca de la evolución? Quizás la razón verdadera sea nuestracuriosidad insaciable que parece movernos en procura de saber un poco más cada día. ElHomo sapiens sapiens, desde sus pasos iniciales por las praderas africanas, y con laadquisición del lenguaje complejo que nos distingue entre los primates, ha pretendidorastrear y consignar su historia, utilizando las pocas e imprecisas huellas que nos halegado la esquiva naturaleza. Pero este conocimiento no se ha adquirido en el vacío deuna irrefrenable imaginación, sino que ha pasado a ser parte de la historia cultural de lahumanidad, con toda la carga de emociones encontradas, que son la marca distintiva delos grandes descubrimientos. Nuestra mente, tras millones de años de evolución,tozudamente pretende examinar, para interpretar, el largo devenir histórico que nos haarrojado en las aguas turbulentas del siglo XXI. Desde hace tres siglos se ha venido re-construyendo la historia biológica, que seremonta al origen mismo del universo. En un fascinante y difícil escenario, la vida surgió yse transformó para generar organismos tan disímiles y complejos como las bacterias, lasalgas, los dinosaurios, el hombre, las cucarachas, los virus. ¡Sí!, solamente tres siglos,pues no basta con el deseo de conocer los orígenes para ser capaces de formular una 1
  2. 2. teoría coherente y científica acerca de nuestra evolución. Como lo ha afirmado FrancoisJacob (Jacob F. 1986), se necesitaron ciertas condiciones socio-culturales para eldesarrollo de teorías e instrumentos científicos que permitieran estudiar el mundo y losseres que lo habitan. Una teoría científica de la evolución, enmarcada dentro del espíritucientífico moderno, no fue posible sino hasta el siglo XIX. Platón había explicado eluniverso como constituido por las esencias o eidos, las cuales necesariamente debían sereternas, fijas y siempre las mismas, de lo cual derivaba que los seres vivos debían sersiempre los mismos sin posibilidad de cambio en el tiempo. Para el siglo XVII la astronomía y la física, y un poco más tarde la química, yahabían establecido sus paradigmas científicos (Kuhn T. 1970), al haber separado lasleyes que regían el mundo, de las causas últimas de los teólogos, aunque no sin anteshaber tenido que enfrentar la oposición del pensamiento medieval cristiano arraigado enla cultura occidental. Pero el mundo de los seres vivos carecía de esas leyes, ya que nose concebía una naturaleza que pudiera modificarse en el tiempo, ni los individuosnecesitaban ser descritos ni delimitados, ya que el platonismo, y en menor medida elaristotelismo, sólo consideraban como importante el estudio de los tipos definidos por lasesencias. Es decir, no era posible una visión unificada de los fenómenos vitales, como sílo era en la física, ya que si algo caracteriza la vida es la variedad. A finales del siglo XVIII las ciencias naturales se van apropiando poco a poco de lametodología de las ciencias físicas, porque se hace imperativo explicar los fenómenosvitales, en respuesta a la inmensa acumulación de observaciones y experiencias, queirían a propiciar la aparición de circunstancias favorables para reflexionar sobre elfenómeno de la vida. En julio del año 1858 Alfred Wallace y Charles Darwin proponen unaexplicación coherente de la génesis y evolución de los seres vivos a través delmecanismo que habría de conocerse como la selección natural. Darwin legó un programapara el desarrollo de la biología, con el cual se comenzaron a reformular los postulados delas ciencias naturales, para incluir a la vida como objeto de estudio de la cienciaexperimental. Como Newton y Copérnico en la física y la astronomía respectivamente,Darwin definió los principios de la ciencia de la vida, transformando no sólo losprocedimientos y explicaciones hasta ese tiempo corrientes, sino que propició el cambioen la ideología predominante en su tiempo, cuyas consecuencias aún hoy son tema defuriosos debates. A partir de la nueva teoría poco a poco se integra el conocimiento acumuladodurante siglos, coadyuvando en la aparición y expansión de las disciplinas biológicas.Mendel y la teoría de la herencia, Morgan con la teoría cromosómica, los genetistas depoblaciones, y en los años cincuenta y sesenta con el advenimiento de la biologíamolecular, la teoría de la evolución adquiere coherencia y deviene en el paradigma de labiología. El conocimiento de los conceptos, historia y controversias de la teoría evolutiva,permiten adquirir una concepción más coherente de la vida y su ciencia, la biología.Nuestro afán de conocer las particularidades de la naturaleza nos impide el acceso a unavisión global de los fenómenos vitales, con lo cual nos hemos convertido en unosespecialistas que sabemos cada vez más de menos cosas, delimitando parcelas queimpiden la integración de los distintos saberes sobre nuestro devenir. Nuestra apariciónen el escenario de la tierra, no puede ser concebida como un milagroso, extraordinario yaislado evento. Somos parte del proceso vital, seres confinados a un espacio y un tiempoque compartimos con todos los demás seres vivientes. 2
  3. 3. Hoy, parece ser, somos una amenaza para esa historia, pues por una extrañaparadoja, hemos alcanzado la capacidad de destruir nuestra propia conciencia, de la cualtanto nos ufanamos. Ello parecería ser la consecuencia del deseo desmedido de controlarla naturaleza, sin darnos cuenta de que la eliminación sistemática de ambientes yespecies acabará por arrastrarnos en una vorágine de extinción. Consecuencia de estosería que el camino quedaría libre para que otros seres se propaguen y diversifiquen, conla única pretensión de proseguir su existencia. Quizás haya aún tiempo de reconocernosherederos de una comunidad de descendencia, tal y como Darwin la concibió, la cual tuvosu principio hace miles de millones de años. Ojalá sea posible la previsión de un desastreque no sólo nos eliminaría, sino que acabaría con todo vestigio de vida. El conocer estahistoria tal vez nos permita reflexionar sobre nuestro destino y deber como miembros deuna especie que ha alcanzado altos niveles de complejidad, y con ello una capacidaddiscursiva que debería buscar una respuesta para evitar el fracaso de su evolución. El texto solamente intenta dar una visión general de una teoría en francaexpansión y desarrollo, y describir en forma organizada los principales aspectos de lafilogenia, incluida la de nosotros. 3
  4. 4. Parte I – La Teoría La ciencia es mucho más una determinada manera de pensar que un cuerpo deconocimientos. Carl Sagan Capítulo 1. El Camino hacia Darwin1. Origen de la filosofía y la ciencia en Grecia. La humanidad, a partir de su experiencia de 40.000 años, ha ido generandoconocimiento a través de la religión, la filosofía, el arte y la ciencia, cuyo objetivo ha sidoentender la naturaleza de los acontecimientos vitales, que en diferentes épocas han sidosusceptibles de ser observados, calificados y cuantificados. La historia de la ciencia(Boorstin J.D.1986, Serres M.1989) nos muestra que a partir de la investigación delmundo natural, realizada en Oriente Medio, el norte de África y la Grecia Antigua, fuesurgiendo la filosofía y la ciencia. La historia del pensamiento occidental estáindisolublemente ligada al desarrollo de la civilización griega, que logró la constitución deun cuerpo de doctrinas que sirvieron de marco teórico para el establecimiento de laciencia en Oriente Medio y Europa. Debido a esto, comenzaremos por una revisiónsomera de las principales reflexiones clásicas acerca del mundo y las hipótesisformuladas para explicar las observaciones, para luego retomar las ideas que influyeronen la formulación de las teorías científicas modernas desde el renacimiento.Los Filósofos de la Naturaleza – Los Presocráticos Se puede afirmar que hasta el siglo VI A.C. el pensamiento occidental estabamarcado por la concepción mítica del mundo, cuya característica fundamental era laexplicación de los fenómenos naturales a través de la interpretación sobrenatural de lascausas. La literatura épica y la poesía eran la manifestación de ese modo de ver elmundo. Sus autores más sobresalientes fueron Homero en la épica y Hesíodo1 con suspoemas teológicos (Brunet J. 1920). Sin embargo, hacia el siglo VI A.C., la civilización griega comenzó unatransformación en la forma de comprender el mundo y sus fenómenos, la cual llevó a laemergencia de lo que conocemos como filosofía y los inicios de la ciencia. La culturagriega legó al mundo occidental un cuerpo de tratados filosóficos y científicos, que pormás de 2.300 años, ha servido de referencia al pensamiento occidental. La explicación del1 Hesíodo (siglo VIII a.c.):en su poema Teogonía describe los dioses griegos y sus linajes. Comoafirma Brunet, fue quien sistematizó el pensamiento griego prefilosófico, y sus ideas fueron elpunto de partida para separar el pensamiento mítico del pensamiento filosófico. 4
  5. 5. mundo que intentaron sistematizar tenía que ver con una pregunta que sigue siendoesencial hoy: ¿cuáles son los principios últimos de todas las cosas? Es decir, queríandevelar aquello que no puede ser aprehendido por la observación, pero que debe ser laentidad que hace posible el universo. De allí que su más importante influencia en elpensamiento occidental fue en la filosofía, principalmente en el campo de la metafísica2, lalógica y la epistemología. Los primeros filósofos, llamados filósofos de la naturaleza opresocráticos, fueron los que iniciaron la tradición filosófica clásica, aunque es necesarioañadir que no pertenecieron a una misma escuela de pensamiento. Los primeros pasos en el desarrollo del pensamiento filosófico ocurrieron en laregión de Jonia, de donde eran originarios los primeros pensadores. Para estos el mundose desarrollaba a partir de un estado primitivo que por diferenciaciones sucesivas einteracción de fuerzas opuestas, constituían el mundo actual. La cosmogonía queproponían derivaba de la literatura de Hesíodo, y la idea principal era que todas las cosasestán hechas de una materia fundamental, de donde derivan y a donde en últimas han deretornar. Su búsqueda intelectual era encontrar la identidad de dicha materia, entidad(sustancia en términos aristotélicos) que no se crea ni se destruye. Tales de Mileto (624-546 A.C.) es considerado el filósofo griego más antiguo. Loque se conoce de su filosofía es a través de escritores posteriores, pero la idea que nosha llegado de él es que la materia fundamental es el agua. También se le tiene como elprimer geómetra griego, probablemente porque de sus viajes a Egipto trajo las primerasnociones de esta disciplina, y probablemente las aplicó a problemas prácticos. Latradición le imputa haber predicho un eclipse solar en el año 585 A.C., sin embargo, lomás probable es que dicho conocimiento lo hubiera adquirido de los babilonios, quetenían un calendario astronómico muy sistematizado (Brunet Ibíd.). Anaximandro (611-547 A.C.) designa como elemento básico una masa informeque es fuente y destino de todas las cosas, a la que llamó apeiron (infinito). Como Tales,considera que el agua es la materia básica de la vida. Por primera vez aparece en laliteratura griega una reflexión acerca del origen de la vida, ya que afirma que ella provienedel mar y que la forma presente de los animales es el resultado de la adaptación al medioterrestre (Brunet ídem). Aunque algunas de sus ideas parecerían tratar de evolución,conceptos como adaptación y más aptos, más bien son extraídas de mitos antiguosaplicados a su cosmogonía. Anaxímenes (570-500 A.C.) consideraba que el aire es elelemento fundamental y las fuerzas compresivas hacen que se convierta en agua o tierra. Pitágoras y los Pitagóricos fundamentaron su pensamiento en las matemáticas, ysu filosofía, en su mayor parte desconocida por falta de textos, y porque estabanorganizados en una secta mística secreta, está muy centrada en la consideración delmundo como constituido por números, siendo la unidad el elemento fundamental. La tierraes una esfera limitada por el aire (ilimitado) que la rodea. La forma de las cosas seadquiere cuando el límite las define. Heráclito (535-475 A.C.) centró su interés en explicar el cambio que se observa enel mundo. La sustancia fundamental, de la que están constituidas todas las cosas sería el2 El termino lo utilizaron los autores y comentaristas (doxógrafos) posteriores a Aristóteles, parareferirse a los textos aristotélicos que habían sido recopilados y organizados después de la Física.No tiene ningún significado etimológico distinto, y por lo tanto debería usarse como la disciplinaque estudia lo no-físico, y más estrictamente, el conocimiento de lo que son las cosas. 5
  6. 6. fuego, y la combustión es la clave de la vida humana y del mundo. El cambio que seobserva es debido a que el mundo (fuego) está en constante flujo, de donde deriva sumás polémica idea, posteriormente atacada por Platón y Aristóteles: "nosotros somos y nosomos", la conocida paradoja de Heráclito. El mundo continuamente cumple un ciclo quese puede señalar como el paso del fuego al agua, del agua a la tierra y viceversa; elmundo surge del fuego y se resuelve en él. La unidad es el fuego, y la multiplicidad delmundo (los distintos objetos) es el resultado de la lucha o discordia, cuyas fuerzasseparan los objetos (destruyen la unidad), mientras que las fuerzas de la armonía lavuelven a constituir, impidiendo la destrucción definitiva de la unidad. Aunque esta ideaparecería análoga al cambio que estudia la biología moderna, en realidad solo se refiere ala constitución de la materia última no aplicable al mundo de los objetos. Por el contrario Parménides (540-450 A.C.) niega la variedad y la multiplicidad,porque par él el ser es inmutable y eterno. Su afirmación más conocida es acerca de queuna cosa no puede ser y no ser al mismo tiempo –principio de identidad-. Platón seguirá aParménides en su teoría de las ideas (ver adelante). Empédocles (483-430 A.C.?)desarrolla su teoría cosmogónica basada en los cuatro elementos tierra, agua, aire yfuego, los cuales se combinan para originar los seres vivos, quienes están sometidos a unciclo del universo, donde los cuatro elementos se combinan y organizan dependiendo dela interacción de dos fuerzas opuestas: el conflicto y el amor. Lo interesante de su teoríade la vida, es que posee algunos paralelismos, por lo menos en su descripción, con lateoría evolutiva darwiniana. En resumen propone cuatro etapas en la constitución de losseres vivos: en la primera se originan por combinación de los elementos las diversaspartes de los organismos (cabezas, extremidades, etc.); en un segundo paso estaspartes, correspondientes a múltiples organismos, se combinan al azar, dando origen aindividuos con cabezas de buey y extremidades humanas por ejemplo. De estosmonstruos algunos logran sobrevivir (los más aptos) y en una tercera etapa se constituyen(no está muy claro cómo) organismos con formas similares a las actuales pero sin estarcaracterizados por sexo o especie; en la ultima etapa se originan las especies, tal comolas conocemos. Algunos críticos asimilan parte de la teoría a lo que se propusoposteriormente por Darwin y Wallace de la selección natural, aunque probablemente nohay una intención de explicar un proceso evolutivo orgánico, sino una teoría cosmogónica. - El Atomismo Su importancia respecto a la biología, y a las ciencias en general, estriba en quesus postulados son de carácter materialista y determinista, aunque su importancia fueopacada por la preponderancia de la filosofía platónica y aristotélica. Se originó en Greciacon Leucipo (460-370 A.C.) y fue establecido definitivamente por su discípulo Demócrito(460-370 A.C.). Epicuro (341-270 A.C.) fundó su doctrina del epicureismo sobre losprincipios del atomismo. La versión más completa nos la dejó Lucrecio (98-55 A.C.) en suobra De rerum natura. Para los atomistas el mundo estaba constituido por átomos y era regido por lacausalidad. Los átomos eran concebidos como partículas indivisibles, impenetrables, concualidades como el tamaño y la forma, y que poseían un movimiento original que podíaser transmitido por impacto a otros cuerpos. La teoría afirmaba que las únicas fuerzas queexistían en la naturaleza eran las de la materia en movimiento, y por ende la única causareal era la que correspondía a las fuerzas mecánicas que unían o apartaban los átomos. 6
  7. 7. Ninguna partícula de materia o de movimiento se perdía, ni ninguna se ganaba: principiode la conservación de la materia y el movimiento. Así, los postulados del atomismo son materialistas puesto que lo único quepermanece es el átomo. Cuando algo parece desaparecer, como la materia que sequema, es porque los átomos se unen por un tiempo en cierto patrón geométrico y en otromomento se separan. Por lo tanto el mundo se puede y debe explicar por la estructura ymovimiento de sus elementos, lo que implica necesariamente que sus conceptos seandeterministas; la teoría rechaza las inferencias que se hagan sobre causas finales. En laépoca moderna estos conceptos fueron desarrollados por Boyle y Newton, mientras queDalton los utilizó como punto de partida para la formulación de su teoría atómica. Lacorriente mecanicista en biología es producto del atomismo y sirvió para explicar un grannúmero de fenómenos, entre ellos los procesos fisiológicos de la circulación sanguínea.Los Filósofos Clásicos Platón y Aristóteles fueron los más importantes exponentes de la tradiciónfilosófica occidental hasta los siglos XIV y XV, y ellos moldearon el pensamiento europeo.Platón, con su Teoría de las Ideas, y Aristóteles, su discípulo, y en cierta maneracontinuador de la tradición, formularon una teoría del mundo, que influyo sobre la maneracomo era posible explicar el mundo natural. Hubo que esperar unos 2000 años (siglos XVa XVII), para que comenzaran a formularse teorías científicas que no dependieran delpensamiento clásico griego. Por lo tanto es necesario conocer en sus aspectos generaleseste pensamiento y la influencia que tuvo sobre la biología antes del siglo XIX, cuando lateoría darwiniana vio la luz. - Platón (428-347 A.C.-) – El Esencialismo El biólogo y sistemático Ernst Mayr, uno de los proponentes de la Teoría Sintéticade la Evolución (ver adelante), arguye en múltiples trabajos (Mayr E. 1982), que fue lafilosofía de Platón, en particular su teoría de las ideas, la que marcó la investigaciónbiológica hasta el siglo XIX. Platón hace una reflexión, ya desarrollada en parte porParménides y los presocráticos, acerca de qué es lo que constituye el mundo quepercibimos, y cuáles son las propiedades necesarias para que las cosas sean verdaderas.Platón era consciente que el mundo sensible, que percibimos por nuestros sentidos, escambiante, y que por lo tanto no podemos fiarnos de lo que percibimos. Para él hay unarealidad fuera de lo sensible que es la verdadera o real, constituida por las formas (ideaso eidos o almas) que definen los objetos (las especies o tipos, por ejemplo. la formacaballo, u hombre, o mesa.)3 Estas son por lo tanto inmutables, inmóviles, indestructibles,atemporales y eternas. Los objetos, o en el caso de la vida, los seres orgánicos, participande sus esencias, sin embargo, no son más que una sombra, imperfecta, de la esenciaideal.3 Platón tiene como interés principal reflexionar sobre la moral, y afirma que aunque los hombrespuedan tener una opinión acerca de lo que es bueno y malo (que puede cambiar en el tiempo), ellono implica que lo bueno sea relativo. Considera que lo bueno o la justicia (ideales) existen comoformas (modelos) inmutables y eternas, y que es obligación del hombre bueno intentardescubrirlas, a través de la reflexión filosófica. Platón utilizó la metáfora conocida como el «Mito dela Caverna» (Republica). 7
  8. 8. Mayr llama a esto la teoría esencialista, que en la biología anterior al siglo XIX,postulaba que los seres vivos habían sido creados al principio del tiempo y habíanadquirido sus características desde ese momento, y ya nunca más podrían cambiar; esdecir, eran especies inmutables. Esto necesariamente rechazaba cualquier idea decambio a lo largo del tiempo, la idea central de la evolución. Como afirma Montanelli,Platón induce de lo particular una forma común eidos, universal y siempre igual, quepermite el conocimiento metafísico –ontología- debido a esa inmutabilidad. Los valoresson universales, suprasensibles y apriorísticos, lo que impide lo relativo, el fenómeno y elindividualismo del valor. - Aristóteles (384-322 A.C.) Aristóteles dedicó una parte importante de sus reflexiones y escritos a ladescripción de los seres vivos, y fue el primero en proponer su clasificación, tomandocomo referencia el aumento de complejidad en la estructura. Organizó a los seres en unaescala de lo simple a lo complejo en una gradación continua. Este sistema recibió elnombre de Scala naturae, que en los siglos XV a XVIII se utilizaba como la Gran Cadenadel Ser. Fue la primera obra de taxonomía (clasificación), y podemos decir, la fuente dedonde surgieron las demás. También realizó descripciones acerca de la generación de losseres, y fue de los primeros en llevar a cabo experimentos con embriones de pollo. Se leha llamado el padre de la embriología y es considerado el primer biólogo en haberintentado la elaboración de una teoría biológica. Sin embargo, la importancia de Aristóteles en la concepción del mundo vivo estámás relacionada con su filosofía, desarrollada a partir del esencialismo platónico. ParaAristóteles los fenómenos vitales se podían explicar como imbuidos de una finalidad; porello era necesario definir las causas de dichos fenómenos, clasificadas por él en cuatrotipos: formal, eficiente, material y final. Aunque las tres primeras aparentemente erandiferentes, en realidad se relacionaban con la causa final, que era la que determinabacómo eran las cosas. La material era opuesta a la final y se refería a las cualidades de lamateria. La causa material se ligaba al concepto de necesidad, que era la que originaba lavariabilidad de los seres. Así por ejemplo el ojo tiene una función que es ver y que es elresultado de la causa final; mientras que el que sea marrón, azul o verde, no tiene que vercon esa función y por lo tanto es el producto de la causa material. Debido a esto, conocerla variación individual no es importante, ya que la realidad está dada por el tipo (ideaplatónica contemplada en las esencias inmutables). Es por eso que la causa final es laúnica que puede explicar el mundo, y el estudio de la causa material es inconsecuentepues está sometida a aquella. Cada organismo existe desde antes como una entelequia,es decir como una idea completa y perfecta. Para Aristóteles la causalidad y el azar nopueden participar en la constitución del mundo, pues están subordinados a la causa final.El mundo entonces, sólo puede ser entendido desde una perspectiva holística ycompenetrada de finalidad. Esta concepción es opuesta a la de los atomistas, y aún hoyen día, existen estas dos corrientes de pensamiento que pretenden explicar los seresvivos: el vitalismo (Aristóteles) y el mecanicismo (atomistas) respectivamente. 8
  9. 9. La ciencia griega Como hemos visto, el pensamiento de la Grecia clásica estableció la filosofía quehubo de regir por más de 2000 años la cultura occidental. Ella delimitó el contexto de lasposibilidades de la reflexión científica, principalmente porque la iglesia cristiana europeadecidió adoptar el pensamiento platónico y aristotélico como el fundamento de su filosofíay teología. Las ciencias estuvieron vigiladas por el esencialismo platónico y las teoríasaristotélicas acerca del mundo (cosmogonía y astronomía de Ptolomeo) y su física (hastaGalileo y Newton). La ciencia griega fue principalmente una ciencia relacionada con la matemática(Euclides), la física (Arquímedes y Aristóteles), la Astronomía (Ptolomeo y Aristóteles), lamedicina (Hipócrates, Galeno) y la botánica (Teofrasto, Discorides). Pero toda ellaimbuida de la concepción aristotélica del mundo, y por lo tanto sometida a la autoridad delmaestro. La biología tuvo su más grande exponente en Aristóteles, sin embargo, habríade pasar mucho tiempo para que el conocimiento de los seres vivos pudiera acceder almundo de la ciencia como la astronomía y la física. La imposibilidad de considerar elcambio y la modificación a través del tiempo, consecuencia de lo ya anotado, no permitióformular una teoría que abarcara todos los fenómenos de la vida. A pesar de esto, hubo algunos conceptos que de cierta manera parecen precedera los conceptos modernos de evolución. Anaximandro propone por primera vez una teoríadel origen de los seres vivos. Empédocles explica su cosmogonía como un ciclo complejode cambios y describe el origen y transformación de los animales. Aristóteles percibe unmundo ordenado y perfecto, y establece una taxonomía donde el hombre ocupa la cimade dicha jerarquía, la cual se percibe como un arreglo de lo sencillo a lo complejo. Seorganiza de acuerdo a la forma, pero no hay filiación entre las especies. Para los griegos, incluso para Platón, es evidente que existe la variedad orgánica,con similitudes y distinciones, con cambios en los individuos (crecimiento, reproducción,desarrollo); sin embargo, lo que hay que explicar es la constitución última de las cosas, loreal y no lo sensible (incluso para un observador tan perspicaz como Aristóteles), y paraello es importante no dejarse engañar por las apariencias. En últimas, el estudio de losseres vivos debe confinarse a establecer los tipos y no las variedades, los cuales existendesde siempre. Las ciencias naturales durante la Edad Media estuvieron referidasfundamentalmente al conocimiento más o menos exhaustivo de la botánica y el uso deplantas en la farmacopea. Fueron los tratadistas Teofrasto y Discorides quienes legaron aEuropa el conocimiento botánico clásico y sus tratados se conocieron a través de losescritos posteriores de Plinio el Viejo y Galeno. Este conocimiento sirvió de fundamentopara la expansión del conocimiento botánico a partir del Renacimiento, y la tradición delas grandes colecciones de plantas, los famosos Herbolarios.2. La emergencia de la ciencia moderna en OccidenteLa Edad Media y el legado clásico Hasta las postrimerías del siglo XVI el pensamiento platónico-aristotélico en el quese destaca la inmutabilidad de las especies, domina el estudio de la naturaleza. Ello 9
  10. 10. impide cualquier intento de asignar una historia a los organismos vivos, porque el creadory motor del mundo introduce desde el inicio de los tiempos todas las especies que existeno han existido, todas ellas inmutables, y por consiguiente sin poder haber experimentadotransformación alguna. Tomás de Aquino (1225-1274) toma los escritos de Aristóteles como la filosofía delcristianismo, por medio de la cual es posible llegar a conocer a Dios. A partir de esto seestablece el aristotelismo como la filosofía por excelencia y la que rige la verdad ofalsedad de las afirmaciones de las ciencias, sometidas por lo tanto al rigor de la teologíacristiana, que supedita todo devenir y movimiento del mundo a Dios, es decir las especiesuna vez creadas no hacen sino reproducirse (Azcona J. 1982). Las ideas tomistas, clavesde la cultura hasta el Renacimiento, impiden cualquier conocimiento científico (Bacon F.1986) que vaya en contra de la ortodoxia cristiana, pues la única ciencia posible es lateología: "se ha de rechazar como falso lo que en las otras ciencias se muestra estar encontradicción con la teología" (Azcona Ibíd.)4.El renacimiento y los albores de la ciencia moderna El Renacimiento se caracteriza por un redescubrimiento del legado cultural clásicode Grecia y Roma, que incluye además de las manifestaciones artísticas, la ciencia, lafilosofía, etc. La ciencia que llega a Europa, a través del mundo árabe, está marcada porlos escritos de Aristóteles, quien es el maestro en los campos de la astronomía, la física,la botánica y la zoología. La medicina hipocrática, llega a través de los escritos galénicosy junto con los tratados botánicos clásicos se convertirán en el fundamento de la medicinaeuropea. La recuperación de esa tradición se acompañará, sobre todo en las cienciasanatómicas, la astronomía y la física, de un deseo de comprobar la verdad de losconceptos griegos, en especial de confrontar con la experimentación y la matemática, lospostulados que se consideran verdades absolutas. En la anatomía este impulso lleva a ladisección de cadáveres, con el propósito de comprobar las enseñanzas de Galeno. Losprimeros anatomistas, a la cabeza de los cuales sobresale Vesalio, dan cuenta de unpanorama que se aleja cada vez más de Galeno. De allí que será la anatomía la primeradisciplina en adquirir el status de científica, con textos que pueden ser leídos y criticados.Los textos botánicos clásicos permitirán recobrar el espíritu investigativo en cienciasnaturales, ya que el conocimiento de las plantas será de gran utilidad para la medicina y lafarmacopea, y a partir de ellos se comenzarán a formar las grandes colecciones deherbolarios.La ciencia clásica: la astronomía y la física matemáticas En Astronomía, el texto fundamental de Ptolomeo, El Almagesto (siglo II D.C.),asentado sobre los principios cosmogónicos de Aristóteles, será estudiado por losmatemáticos de la época, principalmente por Nicolás Copérnico (1473-1543) quien en suintento por rectificar las matemáticas del mismo, tropezará con una nueva teoría quemodificaría la visión del universo. Luego de muchos años de investigación, Copérnicopostulará un modelo astronómico heliocéntrico, donde la tierra, y el hombre situado sobre 4 La inquisición fue parte del sistema regulador de la ciencia, cuya victima más famosa fue Galileo,quien tuvo que negar que la tierra giraba alrededor del sol, tal como lo había demostrado Copérnico. 10
  11. 11. ella, dejarán de ser el centro del mundo, girando en cambio alrededor del sol. Su textoSobre las revoluciones del mundo (De revolutionibus orbitum coelestium), publicado muypoco antes de su muerte, promulgaría conceptos que iban en contravía de lasenseñanzas de la iglesia cristiana, pero inicialmente no causó mayor impacto,principalmente porque las matemáticas que demostraban la misma eran bastantecomplejas y muy difíciles de ser comprendidas por quienes no estuvieran entrenados enesta disciplina. Galileo Galilei (1564-1642) matemático, astrónomo y físico italiano, se interesó porel estudio de las estrellas y tomado como punto de partida el texto coperniquiano, y conlos avances logrados con el telescopio que él había perfeccionado, demostró, al menosparcialmente, que el universo, tal como lo explicaba Copérnico, era mucho más real queel ptolemáico. Su descubrimiento de las lunas de Júpiter y cómo ellas giraban alrededordel planeta le persuadieron de que la tierra también era un satélite del sol. Galileo ademásdemostró que las leyes de Aristóteles sobre la caída de los cuerpos eran erradas,mediante la experimentación (Serres M. 1991, Bassols N. 1995). Posteriormente Tycho Brahe (1546-1601) astrónomo danés, realizó un trabajoextraordinario compilando todos los datos conocidos y los descubiertos por él, paraelaborar los mapas estelares que le habrían de permitir a Johannes Kepler (1571-1630)formular su teoría de los cielos, y postular matemáticamente la teoría sobre el movimientoestelar. Brahe era un acérrimo defensor de la teoría ptolemaica, mientras que Kepler fuequién demostró que Copérnico tenía razón. Isaac Newton (1642-1727): físico y matemático inglés formuló la primera teoríamatemática sobre el universo, integrando en una sola explicación la teoría astronómica yla física, que habría de impulsar a las dos ciencias como los puntos de lanza delmovimiento científico moderno. El texto fundamental de la física clásica Philosophiaenaturales principia matemática (1687) (conocida simplemente como Principiosmatemáticos) establecería las leyes de la mecánica y englobaría en unas mismas leyeslos movimientos estelares, terrestres, y la gravedad. El texto sería el paradigma de laciencia hasta final del siglo XIX. Un siglo después la química, valiéndose de las técnicas y procedimientos de lafísica, habría de formular sus principios básicos, a partir de las experiencias de Lavoiseren Francia y Priestley en Inglaterra. Sin embargo, la biología y disciplinas afines, notuvieron un desarrollo similar, ya que no fue posible el surgimiento de una teoríaunificadora, aunque durante este tiempo se fue amasando una gran cantidad decolecciones y datos, que para el siglo XIX permitirían el establecimiento de la biologíacomo ciencia.3. Hacia una sistemática de los seres vivosEl legado botánico grecorromano El Renacimiento, con el estudio entusiasta de los autores clásicos y sus tratadosde ciencias naturales (botánicos, zoológicos y médicos), recuperará parte delconocimiento clásico, y entre los más importantes autores estarán Aristóteles, Hipócrates 11
  12. 12. (460-377 A.C.), Teofrasto (c. 370-288(5) a.c.), Discórides (I siglo d.c.), Plinio (23-79 D.C.)y Galeno (129-199 D.C.)). En especial la tradición médica será un punto de inicio en laemergencia de la botánica como disciplina más o menos sistematizada, ya que elconocimiento de las plantas, en especial su uso en la farmacopea, impulsará laprofundización en este campo, y abrirá un horizonte para tratar aprehender todo lorelacionado con ellas y los animales que existen en Europa y los territorios vecinos. Lossiglos XV y XVI tendrán a la botánica como la ciencia natural por excelencia, y serán losherbolarios, los libros que guardan las colecciones de plantas, los que servirán de guía enla emergencia de la botánica como disciplina bastante bien organizada para el siglo XVII. Aunque se afirma que la Edad Media no legó elementos de la ciencia clásica quepudieran ser útiles en la práctica cotidiana del mundo moderno, ello no parececorresponder a los textos botánicos que fueron conocidos desde tiempo atrás, aunque porsupuesto en copias que fueron manipuladas y transformadas por copistas inescrupulosos.Los dos autores que más influyeron fueron Teofrasto y Discorides. El primero fue eldoxógrafo (comentarista de las obras aristotélicas) principal de Aristóteles y primertaxonomista de las plantas. Discórides fue un médico y botánico romano, viajeroincansable y cuyo texto De materia medica (c. 77) reunía el conocimiento botánico de sutiempo, principalmente para su utilización como medicinas. Fue un gran observador de lanaturaleza y experimentador de los efectos de las plantas sobre las funciones del cuerpo,y dejo una gran cantidad de descripciones acerca de la utilidad médica de las mismas. Sinembargo, los siglos posteriores verían la corrupción del texto, lo cual produjo unosherbarios medievales cuyo contenido era una mezcla de todo tipo de reflexiones, míticas,religiosas, remedios caseros, y algunos aspectos propiamente médicos y botánicos. Sinembargo, estos textos y los dibujos que los acompañaban, sirvieron para iniciar larecopilación de información por parte de los naturalistas europeos (Boorstein ídem.). Laprimera edición traducida al latín de Discórides se realizó en 1544 en Venecia y tuvo unaamplia difusión por toda Europa.Las ciencias naturales y los descubrimientos Los viajes de exploración realizados a partir del siglo XV hacia África y Asia, juntocon el descubrimiento de América en 1492, expandieron los confines de la tierra, y elnúmero de especies que se debían estudiar y describir se incrementóextraordinariamente. Para el siglo XVI los Herbolarios se constituyeron en los principalesinstrumentos para conocer el mundo de las plantas. Estas extraordinarias coleccionesbotánicas, en las que se mezclan el mito, la religión, la ciencia, la magia, fundarán lafarmacopea basada en las plantas medicinales conocidas. Aunque menos difundidos que los herbarios clásicos, fruto de la copia del texto deDiscorides, los bestiarios también tuvieron importancia durante la Edad Media y llegaronhasta la Europa renacentista. El libro que llegó se le atribuye a Fisiólogo (que significanaturalista), cuyo original fue escrito hacia el siglo II D.C. Lo mismo que los herbarios,este texto sufrió innumerables copias y modificaciones a lo largo de los siglos, perotambién resultó ser una potente influencia en los naturalistas que aparecerían durante elrenacimiento y años posteriores (Boorstein ídem.). Los estudios han demostrado queestas obras de botánica y zoología fueron realizadas por la colaboración de losnaturalistas y los artistas (ilustradores), colaboración que en muchos casos estabaseparada por varios siglos (ilustración de copias del libro original hecha mucho tiempodespués). En Europa esta tradición se afianzó cuando los textos de Discorides 12
  13. 13. comenzaron a ser traducidos a las lenguas vernáculas y los ilustradores acompañaban alos botánicos en sus trabajos. La primera obra en botánica que se puede llamar moderna – Herbarum VivaeEicones (1530: Retrato vivo de plantas)- fue realizada por el médico Otto Brunfels (1489-1534) y el pintor Hans Weiditz, quien dibujó las plantas tomadas del natural. LeonhartFuchs (1501-1566) realizó una edición de la obra original de Galeno (acerca deDiscorides) y publicó su herbario De Historia Stirpium (1542). Esta obra es extraordinariaya que posee más de 400 ilustraciones sobre plantas alemanas y 100 extranjeras, lascuales Fuchs hizo ilustrar tomándolas cuidadosamente del natural. Fue viajero a América.El otro gran botánico alemán fue Hieronimus Bock (1498-1554). Se interesó por describirde forma minuciosa las plantas de su región y lo hizo en la lengua vernácula. En este siglotambién se establecen los primeros jardines botánicos en Europa, primero en Padua yPisa, y luego por todo el continente. Konrad Gesner (1516-1565) fue un gran enciclopedista y un incansableobservador de los seres vivos. Escribió la obra considerada como la primera bibliografíadel mundo clásico Bibliotheca Universalis, en la cual quiso catalogar a todos los autoresgriegos, romanos y hebreos a lo largo de la historia. Pero es su libro Historia Animalum elque le dará fama, en éste apuntó todo lo que se conocía acerca de los animales; esconsiderado el padre de la zoología (Boorstein ídem.)Los naturalistas viajeros y la Taxonomía Desde el siglo XV, hasta mitad del siglo XIX, las ciencias naturales ven unextraordinario incremento en el número de especies nuevas, no conocidas con antelacióna los grandes descubrimientos de los siglos XV y XVI. Los naturalistas de los siglos XVII yprincipios del XVIII dedicaron sus esfuerzos a la ampliación de las colecciones y a laorganización del conocimiento derivado de ellas, porque se estaba llegando a un puntodonde las experiencias de los diversos botánicos no podían ser reconocidas por suscolegas, porque se carecía de un sistema adecuado de descripción y nomenclatura.Según Francois Jacob (Jacob Ibíd.), para ese tiempo el grupo de los seres vivientes, semultiplica y enreda en un enmarañado conjunto, que exige organizarlo según sussemejanzas y distinciones morfológicas. John Ray (1627-1705), clérigo, botánico y naturalista inglés, fue lector dematemáticas y de los clásicos en el Trinity College en Cambridge. Después de Linneo, esel más importante taxonomista de la época. Estudió la fauna, flora y geología de muchoslugares de Europa y escribió varios libros que contribuyeron al establecimiento de lasistematización taxonómica, entre los cuales están Flora of Cambridge (1660) y Methodusplantarum nova (1676) donde formula un nuevo sistema de clasificación. Entre 1686 y1704 publica Historia Generalis plantarum en la cual clasificó 18,600 plantas, Historiapiscium y Synopsis methodica animalium quadrupedum et serpentini generis. Fue elprimero que catalogó los organismos vivos de tal manera que sólo aceptaba losconocimientos recogidos directamente de la naturaleza y al final de su vida fue capaz dehacer una clasificación que mejoraba la de Aristóteles. Definió por primera vez la nociónde especie: colecciones de individuos que eran capaces de reproducirse entre sí, y quepor lo tanto eran capaces de mantener la uniformidad de las mismas; este concepto eraaplicable, por primera vez, tanto a las plantas como a los animales, lo que facilitó la tareasu clasificarlos. Su creencia en la inmutabilidad de las especies fue un factor importante 13
  14. 14. para lograr la definición de especie, ya que era necesario poder definir especiesindividuales y lograr su ordenamiento en una cadena del ser, como lo había hechoAristóteles (Bowler P.J. 1989). En 1691 publica The Wisdom of God Manifested in the Works of Creation (LaSabiduría de Dios que se Manifiesta en los Trabajos de la Creación), tratado de teologíanatural, en el que establece las relaciones entre forma y función, y describe la anatomía,el hábitat, la conducta y la adaptación de los seres vivos al ambiente y además afirma quelos fósiles son especies extintas. Su objetivo era utilizar las ciencias naturales parademostrar la existencia de Dios. Fue el predecesor más importante de Linneo en laconstitución de la sistemática. Joseph P. de Tournefort (1656-1708), botánico francés, hace uno de los primerosviajes cuyo propósito es primordialmente científico, para recopilar la mayor informaciónacerca del mundo vivo, aunque los intereses políticos del estado francés habrán deutilizarlos en su beneficio. Recorrió durante dos años (1700-1702) Anatolia, las islasGriegas, y realizó numerosas observaciones acerca de la geología, la naturaleza, losaspectos sociales y políticos, la religión, etc. Describió y dibujó innumerables especies deplantas y sus relatos fueron muy conocidos y estimados por el público general y loscientíficos (Bowler P.J. Íbid.) La rivalidad franco-inglesa por el dominio colonial proporcionará los viajes másimportantes en la constitución de un nuevo conocimiento de la vida. Joseph de Jussieuviaja por América del Sur entre 1735 y 1770. El capitán Cook circumavega la tierra (1763-1775) y permite a Joseph Banks estudiar la flora del hemisferio sur. Louis Antoine deBougainville emprende en 1767 la vuelta al mundo con Philibert Commerson comobotánico de la expedición. Alexander Humbolt y Aimé de Bonpland viajan a América delSur (1799-1804). El capitán Fitzroy de la armada británica emprende en 1831 un viaje alas costas de Sur América, y con él viaja Charles Darwin, cuyo trabajo como naturalista lepermitiría años más tarde formular su teoría de la evolución. H.W. Bates y su compañeroAlfred Wallace, codescubridor con Darwin de la Selección Natural, emprenden un viaje dedos años por la Amazonía (Drouin J-M. 1991).Linneo y la clasificación de la naturaleza Carl Von Linneo (1707-1778), médico y botánico sueco dedicó gran parte de suvida a conocer la flora y la fauna de Europa, llegando a recolectar, clasificar y describirnumerosas especies. Se le considera el primer taxonomista moderno y fundador de lasistemática. Su primer ensayo botánico acerca del proceso sexual de las plantasPraeludia sponsalorum plantarum fue el primer paso en la formulación de su sistema declasificación, en el que proponía determinar características definidas que pudieran sercomparables entre especies. Estableció un método de clasificación de los seresorgánicos, ya que hasta ese entonces cada naturalista empleaba su propia metodología.Sus publicaciones más importantes, entre más de 100 que alcanzó a escribir, fueron:Systema naturae, Bibliotheca botanica, Fundamenta botanica, Genera plantarum, Clasesplantarum, Species plantarum, Corollarium generum, Methodus sexualis y un estudioparcial sobre peces, Ichtyologia. 14
  15. 15. En Species Plantarum y en Systema naturae (12 ediciones) demostró que esnecesario utilizar caracteres definidos y limitados, tales como los mecanismos depolinización y fructificación en las plantas, para clasificar de manera precisa las distintasespecies. A partir de sus investigaciones realizó una clasificación de la naturaleza en tresreinos: mineral, animal, y vegetal, e instituyó las categorías de clases, órdenes, géneros yespecies. Ordenó, clasificó y nombró gran parte de las especies vegetales y animalesconocidas en su tiempo. Este trabajo lo realizó en varias etapas: en un primer paso postuló que era posiblenombrar cada especie por medio del nombre general del grupo que denominó género,seguido por una descripción -definición- de cada una de las especies semejantes. Estomejoraba un poco las metodologías anteriores, pero la descripción seguía siendoengorrosa para establecer una nomenclatura universal. En una segunda etapa, luego decomprobar estas dificultades, propuso que la nomenclatura debía ser binomial, esto es,cada especie tendría dos nombres, el género y la especie (que reemplazaba ladescripción). La lengua utilizada fue el latín porque era el idioma utilizado en lasuniversidades y podemos decir la lengua de los científicos; éste método es el que aún seutiliza. En 1745 comenzó a utilizarlo; para 1753 había colocado nombres a las plantasconocidas y para 1758 había incluido a los animales. (Boorstein ídem., Serres ídem.)] En sus escritos no se encuentra ninguna reflexión acerca del cambio en losorganismos a través del tiempo; pero sus trabajos demostraron que entre especiessemejantes hay una línea de parentesco, lo cual abrió el camino para la reflexión sobrelos orígenes de la diversidad. Aunque durante la mayor parte de su vida científica fue undefensor a ultranza de la fijación de las especies, en la última edición de su obrafundamental, tuvo que suprimir un pasaje en el cual anteriormente afirmaba que loshíbridos no eran nuevas especies, sino organismos estériles fruto de uniones no normalesde dos especies diferentes. Lo que lo llevó a editar el pasaje, e implícitamente a aceptar lamutabilidad de las especies, fue el haberse dado cuenta que algunas plantas, que erancapaces de reproducirse, eran producto de una unión híbrida, lo cual rechazaba sucreencia primera. Ningún texto suyo tiene referencia a la idea de evolución, o siquiera laposibilidad de cambio en el tiempo.Las ciencias naturales durante la Ilustración No obstante, este acúmulo de conocimiento no alcanza una unidad deinterpretación, puesto que a diferencia de la física y la química, no se formulan leyesgenerales (como las leyes de Newton) que delimiten los alcances de las observaciones,por lo cual lo puramente científico se utiliza, principalmente por la teología natural enInglaterra o la filosofía natural en el continente europeo, para tratar de demostrar laexistencia de fuerzas y poderes más allá de la naturaleza, que serían las que permitiríanla vida. En último término, la mayor parte del trabajo y la reflexión se dirigen a probar laexistencia de un creador, que se infiere de la existencia de los seres con sus maravillosasadaptaciones. A partir del siglo XVIII se intenta reunir los diversos conocimientos en unadisciplina más cercana a los principios de la física y de la química de la época. Francia,Inglaterra y Alemania son los principales gestores de dicha avanzada. En Francia, como 15
  16. 16. parte de La Ilustración, un grupo de naturalistas, entre los que se cuentan Buffon, Cuvier yLamarck, propician proyectos que tratan de acercar las experiencias generadas por lageología, la botánica y la zoología. Hasta el siglo XVIII la interpretación de los fenómenos vitales carecía de ladimensión del tiempo, debido a que no se percibían cambios a lo largo de la historia.Francois Jacob (Jacob Ibíd.) considera que la importancia del tiempo devino por dosfenómenos que fueron investigados en los siglos anteriores: la certeza de que lareproducción pone de manifiesto una línea de filiación, y en segundo lugar, lacomprobación de que la tierra ha ido cambiando, a partir de una serie de cataclismos quehan afectado el mundo. En el siglo XVIII se llega a comprender que la tierra no es lamisma en ese momento que la de hace miles de años. Esto supone un cambio radical en el concepto de especie, ya que deja depercibirse como un ente inmutable. Los fósiles, esas reliquias de tiempos remotos, queharán las delicias de un Cuvier o de Darwin mismo, revelan que algunos animales ya noexisten, mientras que otros muestran semejanzas con los actuales. Ante la evidencia hayque buscar una explicación; esto es lo que intentarán, apoyándose en diversas teorías,los pensadores naturalistas de los siglos XVIII y los del XIX. Algunos adelantan hipótesis que no alcanzan el status de teorías. Benoit deMaillet (1656–1738), se interesa por la variación, pero no ve sucesión en las formas, niencadenamiento de los seres vivos en el tiempo. Tampoco el cambio revela aumento dela complejidad ni perfeccionamiento con el paso del tiempo. Para Jean-Bapstiste Robinet(1735-1820) hay un prototipo que da origen a todos los seres, pero de tal manera que lasvariedades son el resultado de diferentes combinatorias de elementos, que ocurren en unmomento dado y no a través del tiempo: no hay sucesión. Charles Bonnet (1720-1793) ve en el mundo viviente un cambio progresivo, perono de especies en sí, sino de todo el conjunto de los seres, que va ascendiendo por unaescala jerárquica. Así, el individuo al pasar a otro estado superior dejará su puesto a losindividuos que están por debajo de él (el hombre le dejará su posición a los monos).Pierre Louis Moreau de Maupertius (1698-1759) se interesa por la mecánica de lavariación, y explica que los cambios que son heredados tienen su origen en las partículasque se reúnen en cada generación, idea que utilizará Darwin. - Georges-Louis Leclerc, Conde de Buffon (1707-1788) Naturalista francés de conocimientos muy extensos, quiso popularizar las cienciasnaturales. Durante mucho tiempo fue intendente del Jardín del Rey en Paris. Su obra másimportante fue la Historia Natural, de la cual publicó a partir de 1749 36 volúmenes; luegode su muerte aparecieron otros 8. Esta obra reúne los conocimientos biológicos de suépoca y propone hipótesis acerca del origen de la tierra y los seres vivos, la anatomíaanimal, la fisiología, e incluso el comportamiento. En el primer volumen expone una teoríaacerca del desarrollo de la tierra, en la que trata de demostrar que las secuenciasgeológicas se deben correlacionar con fuerzas que actúan sobre la superficie terrestre,como son la erosión, la sedimentación y la actividad volcánica. Para él, la tierra se habíaoriginado como un fragmento del sol, a partir de una condensación de material gaseoso.Creía que los cambios de la corteza terrestre se acompañaban de cambios en lasespecies, las cuales se iban relevando unas a otras a lo largo del tiempo, y comoconsecuencia de ello aparecían los fósiles. Indicó que la edad de la tierra era de 75.000 16
  17. 17. años aproximadamente (hasta ese momento se afirmaba que la tierra había sido creada4.004 años antes del nacimiento de Cristo, según cálculos del obispo de Usher, aunqueEmmanuel Kant, el celebre filósofo alemán, proponía que la tierra tenía varios millones deaños). Debido a las implicaciones materialistas de esta teoría, su obra fue atacada desdediversos frentes. En el segundo volumen afirma que las diferencias que existen entre laspoblaciones humanas se deben al efecto de una fuerza natural que denomina clima. Elaspecto más importante de su obra se refiere a la descripción exhaustiva de los animalesterrestres que él conocía directamente o a través de los relatos de otros naturalistas yviajeros. El propósito fundamental de su obra fue tratar de mostrar cómo la naturalezaestaba sometida a las necesidades del hombre; es decir buscaba un enfoque utilitario,para lo cual el hombre era el director de orquesta, pues él decidía como hacer uso de losdistintos aspectos de las plantas y los animales en provecho suyo. Debido a esta visiónmoralizante de la naturaleza, muchos de sus aportes no tuvieron la trascendencia quedebieron haber tenido. No elaboró una teoría de la transformación5 de las especies, peroadelantó algunos conceptos que contribuirían a la formación de la misma. Para él el servivo no puede ser independiente del medio, el cual limita su reproducción, y paramantener la armonía del universo, produce los cambios que sean necesarios. Más aquítampoco hay una progresión de las formas a lo largo del tiempo. Aunque en definitiva élno elaboró una teoría evolutiva, su discípulo Lamarck no habría de echar en saco roto susenseñanzas. Seguidor de las teorías newtonianas, quiso con su tratado establecer unaexplicación «física» de los organismos vivos, principalmente en relación a su variedad yreproducción. Fue el primer naturalista que distinguió entre los términos generación,regeneración y fisión. El primero de ellos debía ser aplicado a los procesos dereproducción y el segundo a los mecanismos que permitían la reparación de un órganoluego de su lesión o pérdida. Aseguraba que para que ello fuera posible debía existirherencia. También reflexionó acerca de la formación y crecimiento de los embriones, yatinadamente indicó que estos procesos, indisolubles, eran producidos por dos factores:en primer lugar un combustible, constituido por moléculas orgánicas, que eran ingeridas yrecombinadas (por fuerzas atractivas, análogas a la gravitación) para establecer losórganos; en segundo lugar, para que cada embrión pudiera formarse con lascaracterísticas similares a sus semejantes, necesitaría un plan que lo dirigiera, un moldeinterno que serviría para producir los planos que guiarían al embrión para mantenersedentro de los confines de la especie. Esta hipótesis permitiría explicar las semejanzasmás marcadas entre organismos familiares que entre organismos menos relacionados. Encuanto a las moléculas aportadas por la naturaleza, predijo que si el ambiente cambiaba,esas moléculas también lo podrían hacer lo cual significaba que podrían, en un momentodado, producir alteraciones en la forma del embrión, es decir en el molde, por lo cualpodrían los organismos cambiar. Esta teoría microevolutiva se refería a cambios en una5 Transformismo: término usado en los siglos XVIII y XIX para referirse a los cambios en los seresvivos a través del tiempo. Evolución usado por los embriólogos, se empleaba para explicar loscambios del embrión a partir de la unión de las simientes. 17
  18. 18. generación ante modificaciones ocasionales del ambiente, pero no a cambiosmacroevolutivos, los cuales negaba. Aceptaba estos cambios porque era consciente que la geología mostraba unosprocesos acaecidos sobre la superficie terrestre, y esta historia debía ser correlacionadacon la historia de los seres vivos. Paradójicamente, rechazó la macroevolución,principalmente porque rechazaba los taxones superiores (familia, género, orden, etc.) deLinneo, ya que para que estos se establecieran se necesitaba que se originaran a partirde un ancestro común (que Linneo por supuesto también rechazaba). Los factoresmicroevolutivos que afectaban la estabilidad de las especies eran el clima, la naturalezadel alimento y en relación al hombre los males de la esclavitud (Boorstein ídem.) - Georges Cuvier, Barón (1769-1832) Su nombre verdadero era Leopold Chretin Frederic Dagobart. Fue el naturalistafrancés más importante de principios del siglo XIX. En 1795 fue nombrado asistente delMuseo de Historia Natural de París y para 1799 era profesor de Historia Natural delColegio de Francia. En 1800 publica su primera obra sobre elefantes extintos. Napoleón lodesignó para que reformara la educación en Francia y en 1831 le fue otorgado el título debarón. Se considera que fue el fundador de la anatomía comparada y la paleontología.Sus estudios de los fósiles del subsuelo parisino, le permitieron clasificar, describir y enmuchos casos reconstruir la anatomía de gran cantidad de animales extintos entre elloslos mamíferos del terciario. En 1812 publicó Reserches sur les ossements fossiles. Paraclasificar los organismos vivos y extintos hacía énfasis en la correlación que deberíahacerse entre la anatomía y las actividades propias de cada especie. Para explicar laextinción que él mismo había ayudado a demostrar, propuso que los fósiles resultaban dela ocurrencia continua de catástrofes que aniquilaban algunas especies, las cuales eranreemplazadas por otras, aunque nunca aclaró de dónde provenían. Para Cuvier lasespecies eran inmutables y la sucesión de nuevas formas era simplemente de reemplazo;esta teoría se conoce como catastrofismo. A pesar de este aparente antievolucionismo, puso de manifiesto la esencia deltransformismo. Según Jacob para Cuvier los fósiles son “jalones del tiempo geológico, ...monumentos de las revoluciones pasadas, ... y la historia de la tierra (evidente en lascatástrofes) a veces es contada por las piedras y otras por los fósiles; estos, que en algúnmomento estuvieron en la superficie y ahora están en la profundidad, muestran que lasuperficie ha cambiado." (Jacob Ibíd.) Para él lo antiguo está completamente separadode lo actual, ya que la mano del creador impide que en la naturaleza exista la mezcla delas especies. ¿Pero es por esto Cuvier un retrogrado? Para Jacob su conocimiento aportótres nociones necesarias para la formulación de la teoría evolutiva: la evidente dispersiónde las formas vivientes (es decir, lo vivo posee un espacio que ocupa allí dondeaparezca), en segundo lugar la existencia de interrupciones temporales en el proceso deformación de lo vivo, y por último el carácter gratuito de los cambios, ya que no existepara Cuvier ninguna evidencia que la variación sea necesaria, puesto que unas formasperecen y otras aparecen para llenar el vacío. Sus teorías tenían el status de paradigmasen su tiempo, sin embargo, ya a su alrededor comenzaban a aparecer ideas que lasrefutaban, entre ellas las de Lamarck y Saint-Hilaire, con quienes sostuvo numerososdebates. 18
  19. 19. Honore Isidore Geoffroy de Saint-Hillaire (1772-1844), contemporáneo deLamarck, y como él ardiente opositor de las ideas catastrofistas de Cuvier, considerabaque las especies habían cambiado con el tiempo, y las fuerzas de la naturaleza ejercíanuna gran influencia sobre el aspecto que adquirían los seres vivos. Sus polémicas conCuvier fueron muy famosas.Jean Baptiste Pierre Antoine de Monet - Lamarck Sin lugar a dudas Lamarck (1744-1829) fue el primer naturalista en proponer unateoría de la evolución. Conoció en Paris al filósofo Jean Jacques Rousseau, quien loconvenció para que se dedicara a la ciencia, en especial a la botánica. Comoconsecuencia de su relación con el filósofo, se dedicó al estudio de la flora francesadurante 10 años, al cabo de los cuales publicó Flore francaise (1778) con ayuda de Bufónde quien fue discípulo. Fue tutor del hijo de éste y trabajó como botánico en el JardínBotánico Real. En 1793 el Jardín se transformó en el Jardín de las Plantas y sereorganizó por la reforma de Cuvier. A Lamarck le fue entregada la cátedra deinvertebrados, sobre los cuales, como él mismo confesó, no sabía nada. Así a los 49 añosinició una nueva carrera. Durante nueve años se familiarizó con su nueva profesión y en 1801 publicó unacolección de conferencias en las cuales ya proponía ideas evolutivas. En 1809 publicaPhilosophie zoologique, donde desarrolla su teoría. Para Ernst Haeckel, Lamarck fue elprimero en haber trabajado una teoría de descendencia que permitió el surgimiento de laciencia de la biología. En su tiempo fue incomprendido, y aún hoy en día sus teorías yobservaciones han sido mal interpretadas. Cuvier atacó sus ideas, razón por la cual nofueron muy conocidas en su tiempo. Aunque hoy la teoría lamarckiana (conocida como la Teoría de la Transmisión delos Caracteres Adquiridos) no es aceptada, su importancia histórica no puede negarse.Lamarck, siguiendo a Buffon, afirma que los seres vivos presentan un proceso detransformación que sucede a lo largo del tiempo, el cual se refleja en el cambio de lasformas más sencillas a las más complejas y por lo tanto defendía la cadena del seraristotélica. Para explicar el origen de la vida utilizó el concepto de la generaciónespontánea, idea que era aceptada en su época, y afirmó que los organismos vivos setransforman con el tiempo debido a un progreso que se puede observar a lo largo de lacadena, y que es producido por un fluido nervioso que impulsa a cada especie (linaje) aalcanzar un grado de mayor perfección. A diferencia de Darwin, consideraba que latransformación (evolución) de las especies ocurre únicamente en línea recta a partir de laaparición espontánea de una forma simple que cambia en el tiempo dando lugar aorganismos cada vez más complejos, pero sin que haya la aparición de linajes colateralesa partir de ancestros comunes (aunque acepta que ocasionalmente puede ocurrir esto).Es decir, que la especie en un linaje no produce sino una nueva especie pero rara vezmás. Por lo tanto no hay una verdadera extinción de especies sino únicamente reemplazoa lo largo de la cadena. Postula que los cambios ocurren porque diferentes ambientes (los llamabacircunstancias), producen distintas necesidades en los organismos que los habitan, y esasnecesidades deben ser satisfechas para lograr sobrevivir, lo que se traduce en quealgunos órganos se utilicen más que otros, atrayendo el fluido nervioso a esas partes, el 19
  20. 20. cual induce el cambio. Si por el contrario el órgano se utiliza poco, el fluido no circula poresa parte y el órgano reduce su tamaño hasta desaparecer. Esto es lo que se conocecomo la teoría del uso y del desuso, posteriormente Darwin (pero no Wallace) lo aceptarácomo un mecanismo secundario del cambio evolutivo. Lamarck era consciente de que estos cambios, sucedidos en los individuos de unaespecie, tenían que ser transmitidos a los hijos (siguiente generación). El utilizó la teoríade la herencia de los caracteres adquiridos para explicar esto. Ésta postula que loscambios sucedidos en una generación se transmiten directamente a la siguiente; esto esel cambio físico (por ejemplo aletas más grandes) adquiridas por el uso, son heredadasdirectamente por los hijos. Con el advenimiento de la genética moderna está parte de suteoría fue rechazada. Según Futuyma (Futuyma D.J. 1998), la teoría lamarckiana se puede definir comola Teoría de la Progresión Orgánica, y fue la primera que intento explicar la vida desde elpunto de vista del cambio histórico de las especies. Es innegable que su interés porexplicar el influjo que el ambiente tiene sobre la función y morfología de los seres vivos,marco de manera significativa el pensamiento biológico posterior. Según Boesiger(Boesiger E. 1983) es posible detectar en Lamarck los siguientes postulados: (1) Todos los seres vivos poseen en su interior un impulso que los dirige paraalcanzar la perfección. (2) Los organismos vivos tienen la capacidad de adaptarse a las circunstancias,que son las condiciones del ambiente que pueden ejercer un influjo sobre ellos. (3) Para explicar cómo se produce el origen de las especies, utiliza los conceptosvigentes en su época, principalmente el de la generación espontánea. A partir de laformación de una especie, ésta se va transformando a través del tiempo hasta alcanzar laperfección. Así, la evolución ocurre en una línea filogenética, sin ramificaciones, o conmuy pocas, y por lo tanto no establece parentesco entre ellas. (4) Afirma que los seres vivos heredan (o pueden heredar) los caracteresadquiridos a partir de las necesidades provocadas por las circunstancias. Por lo tanto hayefectos que aparecen en los individuos que son el resultado del uso o no uso de ciertaspartes del organismo. Es este postulado el que comúnmente se denomina lamarckismo,pero estas ideas aparecen en otros autores. Lo importante de la teoría es que indica la posibilidad de herencia decaracterísticas diferentes a lo largo de las generaciones, y hace relevante la idea deltiempo como factor primordial para que ocurra la evolución. Para Lamarck, el problemacentral de la evolución son las modificaciones que ocurren a lo largo del tiempo -evoluciónvertical-, mientras que para Darwin, era el de la diversidad y el parentesco entre especies. Lamarck consideraba que la evolución es un hecho universal, único y gradual, queconduce a una complejidad creciente en la organización; esta progresión no es regular ypuede haber regresión o simplificación. Las circunstancias actúan sobre la morfología delos organismos indirectamente a través de los hábitos que generan, los que a su vezinciden sobre las estructuras para modificarlas: "el uso más frecuente y sostenido de unórgano, lo desarrolla, lo agranda y le da una potencia proporcional a la duración de esteuso; mientras que la falta constante de uso del mismo órgano lo debilita sensiblemente, lo 20
  21. 21. deteriora, disminuye progresivamente sus facultades y termina por hacerlo desaparecer",y esos cambios son heredables. La teoría no fue publicada en un texto, sino que seencuentra dispersa en sus numerosos trabajos.4. Gran Bretaña y las Ciencias Naturales El ambiente sociopolítico europeo, y esencialmente el de Gran Bretaña, definieronde manera muy evidente el desarrollo de las ciencias naturales en Inglaterra y Escocia, ypor tanto el pensamiento de quienes habrían de postular la teoría evolutiva. Darwin fueeducado como integrante de una clase media alta, inmersa en los principios de lasociedad británica surgida de la revolución industrial, que habría de desembocar en la eravictoriana, de la cual él mismo fue uno de sus más conspicuos intelectuales. Fueron lasideas surgidas en otras disciplinas distintas a la biología –aunque no aisladas de ella-, lasque determinarían el derrotero de la teoría evolutiva. El surgimiento de la geología, lateoría y filosofías económicas del liberalismo nacido en el seno de la revolución industrial,el desarrollo de la demografía y el punto de referencia dictado por la teología natural comouna explicación posible de la vida, fueron los motores que habrían de hacer surgir lateoría que cambiaría por siempre la forma de explicar el mundo de los seres vivos.La revolución Industrial: El liberalismo y el Laizze faire Adam Smith (1723-1790), el principal exponente del liberalismo inglés, surgido enel seno de la revolución industrial, proponía que la economía de una sociedad capitalistase autorregulaba a sí misma, por medio de la competencia de los actores implicados(industriales, comerciantes, banqueros), y que ese enfrentamiento de fuerzas impulsabael progreso económico. También afirmaba que esa competencia debía ser libre, sinsometimiento a controles externos, y sin intervención estatal, ya que la mismacompetencia hacía su propio control, “como si una mano invisible desde afuera controlaralos errores”. Esta ideología del dejar hacer (laizze faire), era la base ideológica de la doctrinaeconómica del imperio británico, y era defendida por sus intelectuales y dirigentespolíticos. Por lo tanto, la sociedad inglesa estaba imbuida de estos conceptos, y suscientíficos se habían educado dentro de ese sistema. La selección natural, podría decirse,tuvo como telón de fondo los principios del laizze faire, los cuales promovían la idea deque la competencia libre entre actores (especies e individuos en el mundo natural)permitía que los mejor adaptados al sistema (económico o natural) salieran triunfadores eimpulsaran el desarrollo.La Demografía Thomas Malthus (1766-1834), estudio en la Universidad de Cambridge y segraduó a los 22 años de matemático y en 1788 fue ordenado como clérigo anglicano.Hace parte del grupo de economistas que estableció la teoría económica que dio soporteal liberalismo económico, entre los cuales se encontraba David Ricardo. Sin embargo suinterés fue el impacto que el crecimiento poblacional ejercía sobre los recursoseconómicos. Se le considera uno de los fundadores de la demografía. 21
  22. 22. En 1798 publicó An essay on the principle of population as it affects the futureimprovement of society, en español hoy se conoce como Ensayo sobre la población(Malthus R. 1993). En 1805 fue nombrado profesor de historia y política en el East IndiaCollege, el cual le dejaba tiempo para escribir. Algunas de sus obras son: An Inquiry intothe nature and progress of rent, Principles of Political Economy y 6 ediciones de suensayo. En economía tenía opiniones diferentes a David Ricardo, el más importanteeconomista inglés de su tiempo, lo que hizo que sus ideas no alcanzaran mayorrelevancia. Fueron sus teorías acerca de la población las que tuvieron una granrepercusión en su época (incluso hoy aún son estudiadas). Los escritores anteriores a élconsideraban el crecimiento poblacional como algo deseable, sin embargo para Malthusel estudio de la naturaleza indicaba que los seres vivos autorregulan el número deindividuos, debido a que el número de adultos se mantiene más o menos constante, asíse produzcan muchas crías. En cuanto al hombre, según Malthus, la población tiende acrecer más rápido que los medios de subsistencia: la primera crece geométricamente, lossegundos lo hacen aritméticamente. Proponía algunos métodos de control natal paraevitar el colapso de la economía por falta de recursos, pues afirmaba que los humanos noeran capaces de regular sus procesos de natalidad como sí lo hacían los demás seres. Darwin y Wallace reconocieron que está explicación de Malthus sobre elcrecimiento del mundo natural, les permitió elaborar la teoría de la selección natural. Losconceptos que más influyeron están referidos a la superpoblación a la que estaríansometidos los grupos poblacionales, cómo ésta está regulada por el conflicto que seestablece por acceder a los recursos, la famosa lucha por la existencia, por la cual losorganismos deben establecer una competencia con los demás para poder tener acceso amedios de subsistencia que son limitados.La Geología Hasta el siglo XVIII se consideraba que los estratos geológicos se habían formadodurante el diluvio universal, por lo que no se consideraba el tiempo como esencial paraque dicho fenómeno hubiera ocurrido. Varios autores trataron de clasificar los diversosestratos, entre ellos Nicolaus Steno (1638-1686), Johann Gottlob Lehmann (1750- 1817),Giovanni Arduino (1714-1795), Georg Christian Fuchsel (1722-1773) y Abraham Werner(1749- 1817), quien fue el principal defensor de la teoría del diluvio universal. A este grupode geólogos se les dio el nombre de neptunistas. Fue contra las concepciones de estosque se propuso la Teoría de la tierra por Hutton, más tarde completada por Lyell. James Hutton (1726-1797), estudió medicina pero se dedicó a la agricultura y alestudio de las rocas de su región. Es considerado, junto con Charles Lyell, como el padrede la geología moderna. Su teoría del origen ígneo de la corteza de la tierra porproducción de calor subterráneo la expuso en un artículo denominado Theory of the Earth(Teoría de la Tierra) leído en la Royal Society en 1785 y publicado en 1795. Del textoemergió la teoría del uniformitarianismo, en la que se postula que la superficie terrestreactual es el producto fuerzas naturales que han actuado desde tiempos milenarios, y hoytodavía lo hacen. Su obra tuvo pocos lectores pero su difusión se hizo a través de un librode John Playfair Illustrations of the Huttonian Theory of the Earth (1802). 22
  23. 23. Charles Lyell (1797-1875) inglés, estudió en Ringwood, Salisbury y Midhurst, enOxford. Atendió las conferencias que dictaba sobre geología William Buckland (1784-1856) que le hicieron entusiasmarse por ella. Recibió su grado en Geología en 1821. Apedido de su padre estudió derecho, ejerciendo la profesión durante dos añosúnicamente. En 1823 fue nombrado secretario de la Sociedad de Geología. En 1826 fueadmitido a la Royal Society. Publicó el primer volumen de su obra Principles of Geology (Principios deGeología) en 1830, el segundo en 1832 y el tercero en 1833 (Darwin al iniciar su viaje enel Beagle llevó el primero y recibió el segundo durante la travesía). En 1832 fue nombradoprofesor del Kings College de Londres y fue Presidente de la Sociedad de Geología en1834. Realizó numerosos trabajos geológicos en Suiza, Alemania y Escocia. VisitóNorteamérica en numerosas ocasiones y en 1841 y 1842 dictó las lecciones Lowell enBoston. Durante 1842 trabajó con William Dawson en Nova Escocia, lo mismo que en1852, trabajo que los llevó a encontrar fósiles de importancia. También visitó durante 13años los Estados Unidos, realizando trabajos de geología en varias regiones. En 1848 esarmado caballero y barón en 1864. Publicó otros trabajos acerca de la geología: Elementsof Geology (Elementos de Geología) (1838), Students Elements of Geology, Thegeological evidence of the antiquity of man (Evidencia geológica de la antigüedad delhombre). Retomó la teoría de Hutton, el uniformitarianismo, para ampliarla y completarla, yen cierta forma produjo la derrota del catastrofismo, aunque para el siglo XX habría deresurgir de nuevo. En sus Principios indicó que los fenómenos de depósitos de rocaestaban sucediendo aún, y que ello dependía de fuerzas naturales que habían actuadodesde la formación de la tierra, lo cual implicaba que los fenómenos geológicosabarcaban largos períodos de tiempo (miles de millones de años) y no eran el resultadode las catástrofes descritas por Cuvier y por lo tanto “el presente es la llave del pasado”.Para Darwin la geología de Lyell sería uno de los pilares sobre los cuales desarrollo suteoría. El uniformitarianismo tiene como principios la gradualidad de los cambios y lacontinuidad de los mismos; niega que haya rupturas bruscas en los fenómenosgeológicos, y estos se siguen produciendo hoy en día. Sin embargo, Lyell negaba que losseres vivos pudieran cambiar, aún ante la evidencia de los fósiles que él conocía muybien. Además, Lyell consideraba que en la naturaleza nada se crea o se destruye, y queaunque los cambios son evidentes, estos se deben a ciclos geológicos, en los cuales lacorteza terrestre cambia pero éste es transitorio, ya que la tierra volverá a su punto inicialpara volver a comenzar un nuevo ciclo, esto es lo que se llama estado estable de lanaturaleza. Esta idea no fue aceptada por Darwin, para quien los cambios eran continuose irreversibles (Bowler P.J. 1983).La Teología Natural En Inglaterra, durante el siglo XVIII y principios del XIX, la Teología Natural era elmarco de teórico para estudiar la naturaleza y los organismos vivos. Su propósito eraexplicar la variedad y belleza de la naturaleza, lo cual consideraba que era el resultado dela creación divina, la cual había ocurrido al principio de los tiempos y había dado origen alos organismos que hoy conocemos. En realidad hubo dos interpretaciones acerca de lanaturaleza, la llamada corriente utilitarista y la idealista (Cronin H.1995). 23
  24. 24. La figura principal de la primera fue William Paley (1743-1805) quien en sustratados filosóficos y religiosos, principalmente en la Teología Natural (1802),argumentaba que cada parte de un organismo había sido diseñada por Dios para cumpliruna función, y que por lo tanto le permitía a ese organismo adaptarse. Para él por lo tantosignificaba que la adaptación, es decir su función y su utilidad, eran prueba del diseño delCreador, porque algo tan perfecto como un ser vivo, tenía que haber sido hecho poralguien, y así era posible probar la existencia del diseñador. Utilizó un ejemplo metafórico,en el cual se preguntaba si sería posible pensar que alguien que encontrara un reloj en elsuelo, sin aparentemente haber sido hecho por nadie, podría creer que no había undiseñador y fabricante que permitiera esa maravilla (Dawkins R. 1988). Por lo tanto un sertan perfecto como un animal debía haber sido creado por Dios. Para 1830 habíanaparecido los Bridgewater Treaties un texto compilado para probar la existencia de Dios, yrealizado por varios científicos de ese tiempo. La otra corriente, la idealista, tuvo a su más importante representante en elanatomista Richard Owen. Para el no había diseño en la naturaleza, sino que la belleza ymagnificencia eran el resultado de un Plan divino, y los organismos se ajustaban al plan,pero no estaban específicamente adaptados a un ambiente. El estudio de los organismosvivos permitiría develar ese plan, que se revelaría no como un diseño de organismosparticulares, sino de modelos ideales, o tipos. Owen acuñó el término de arquetipo, el cualrepresentaba un modelo que era adoptado por todos los miembros de un grupotaxonómico, es decir había un arquetipo de los mamíferos, y cada grupo modificabaligeramente ese diseño original. Como se verá más adelante, Darwin estudio el texto de Paley como parte de sueducación universitaria, y más tarde, cuando escribió su texto del origen de las Especies,lo tomó como el modelo que había que refutar con su teoría de la selección natural[Cronin H. 1995].Las Primeras Teorías Evolutivas Hacia finales del siglo XVIII y principios del XIX aparecen las primeras teorías queintentan explicar los cambios que han ocurrido en la naturaleza. Tanto en Inglaterra comoen Francia las ideas transformistas comienzan a tomar cuerpo, entablándose unaconfrontación con las ideas catastrofistas y creacionistas de ese tiempo. Entre algunos delos autores de este tiempo se destacan Erasmo Darwin, Honore Isidore Geoffroy de Saint-Hillaire y Lamarck. Erasmus Darwin (1731-1802), abuelo de Charles Darwin, fue médico, filósofo ypoeta. Fue un médico muy estimado en su tiempo y se le propuso ser médico privado delrey Jorge III. Uno de sus hijos fue el padre de Charles Darwin, y una de las hijas fue lamadre de Francis Galton el antropólogo. Se interesó por la botánica y creó un Jardín queen su tiempo fue famoso. En su obra (1714) expuso una teoría de la transmutación de losseres vivos, en la que hacía referencia a la conexión que existía entre los seres vivos, elambiente y su influencia sobre ellos, afirmando que los cambios que registraban lasdiversas especies se heredaban. Darwin relata en su Autobiografía (Darwin C. 1993) quela teoría de su abuelo, a quien no conoció, lo impactó cuando joven, pero más tarde leencontró una gran cantidad de inconsistencias. 24
  25. 25. En la primera edición del El Origen de las Especies Darwin no mencionó ningúnautor que le hubiera influenciado. Por eso en la tercera edición escribió una introduccióndonde se refiere a algunos autores que habían tratado el tema. Sin embargo, allí afirmabaque excepto en algunos pocos casos, no habían influido en el desarrollo de las mismas(ya sea porque no las conocía antes de la publicación de su libro, o porque lasconsideraba irrelevantes). Algunos de ellos fueron: W.C. Wells que se refiere al origen delas razas humanas. W. Herbert que en sus Transacciones hortícolas (1822) y enAmaryllidaceas (1837) afirma que las especies botánicas son una clase más permanentey elevada de variedades, que se originan de una creación original de géneros, a partir delos cuales se producen cambios debido a la plasticidad de los mismos y porentrecruzamiento. El Profesor Grant en 1826 en el Edinburgh Philosophical Journal afirmaque las especies descienden de otras especies y mejoran en el curso de la modificación.Patrick Matthew (1831) parece que propuso un mecanismo similar al de Darwin y Wallace,pero sus conclusiones estaban al final de una obra no relacionada con el tema. Van Buch(1836) en Description physique des isles Canaries anota que las variedades cambianlentamente hasta formar especies. Sin embargo, la obra predarwiniana más influyente apareció de forma anónima en1844, Vestiges of the Natural History of Creation (Vestigios de la Historia Natural de laCreación), posteriormente se supo que había sido escrita por Robert Chambers (1802-1871). En ella se afirma que en los seres vivos hay mejoría por un impulso innato queproduce cambios súbitos en la organización, o gradual, debido a las condiciones de vida.Allí se menciona la adaptación. Capítulo 2 – La Selección Natural El 1 de Julio de 1858, se leyeron, en la Linnean Society de Londres, dos textosque postulaban un mecanismo para explicar la evolución biológica. Sus autores, CharlesDarwin y Alfred Wallace no estaban presentes, y los escritos fueron leídos por CharlesLyell. Aunque su impacto inmediato en el mundo de las ciencias naturales fueinsignificante, la publicación al año siguiente del libro de Darwin On The Origin of Speciesby Means of Natural Selection, or The Preservation of Favoured Races in the Strugle forLife6 (Darwin C. ídem.), causó un gran revuelo en los medios intelectuales, filosóficos yreligiosos de Inglaterra y posteriormente en Europa. Según Ernst Mayr (Mayr E. 1991), la publicación de este libro causó unarevolución en las ciencias naturales, y el establecimiento de una teoría unificadora de lasdisciplinas biológicas. Habían transcurrido más de 2000 años, y por primera vez seproponía una tesis que mostraba cómo era posible explicar el mundo de los seres vivos apartir de mecanismos naturales sin tener que remitirse al diseño de los mismos por partede un creador, y en consecuencia, según Mayr, refutó la fijación de las especies. Sinembargo, la teoría habría de surcar por múltiples controversias y obstáculos, los cualessólo vinieron a resolverse, al menos parcialmente, cuando la genética mendeliana, lateoría cromosómica, la genética de poblaciones y la biología molecular permitieron6 Sobre El Origen de las Especies por Medio de la Selección Natural, o la Preservación de RazasFavorecidas en la Lucha por la Existencia. Posteriormente se conoció simplemente como El Origende las Especies. 25
  26. 26. explicar los mecanismos mediante los cuales era posible la selección natural. Comoveremos en los próximos apartes, la esencia del pensamiento darwiniano sigue guiando lateoría y los conocimientos genéticos actuales han aportado la explicación de losmecanismos que la hacen posible.1. Charles Darwin: una vida dilucidando la vida.Estudios Charles Robert Darwin (1809-1881) nació en Shrewsbury, Inglaterra. Esconsiderado el naturalista más importante de Inglaterra de todos los tiempos, debidoprincipalmente a su teoría de la evolución. Pero su amplia experiencia en todos loscampos de las ciencias naturales lo llevaron a proponer teorías, por ejemplo la formaciónde los arrecifes de corales, que no estaban relacionadas directamente con su teoría, lomismo que estudios de invertebrados. Su padre, Robert, fue un médico prestigioso quelogró con su práctica médica y negocios, una fortuna considerable, que habría depermitirle a Darwin una vida libre de preocupaciones económicas. Su madre Susannah,era hija de Joshua Wedgewood, un importante industrial de la cerámica, quien tambiénlegó a sus descendientes una importante fortuna. Ella moriría cuando Darwin apenastenía 8 años, y sus hermanas mayores habrían de reemplazarla. Su vida escolar fue ordinaria y a la edad de diez y seis años fue enviado por supadre a estudiar medicina a Edimburgo. Desde un principio rechazó la medicina y sutiempo lo dedicó al estudio de los invertebrados, los insectos y adquirió algunas destrezasen la preparación de especimenes de animales (taxidermia) y plantas. Durante unoscuatro meses estuvo trabajando con Robert Grant, naturalista muy versado eninvertebrados marinos, y quien lo introdujo a la teoría evolutiva de Lamarck. En estaépoca realizó algunas investigaciones sobre invertebrados marinos (Bowler P.J. 1990). Pasados dos años su padre comprendió que su hijo no tenía ninguna inclinaciónpor la carrera médica y le propuso estudiar en Cambridge para obtener una licenciatura,con miras a entrar a la carrera eclesiástica. Esta licenciatura se centraba en el estudio delos autores clásicos, lenguas clásicas, matemáticas y teología natural. Aunque Darwin nose mostró muy entusiasta en sus estudios, al final obtuvo el décimo puesto entre unos140estudiantes que presentaron el examen final. Una parte muy importante de su tiempo enCambridge fue aprovechada para entrenarse en ciencias naturales. Se convirtió en ungran coleccionista de insectos, especialmente escarabajos, y trabó conocimiento con JohnHenslow (1796–1861), el más importante profesor de botánica de la universidad. Asistió asus conferencias y era un acompañante habitual durante las salidas al campo a recolectarespecimenes. También asistía con regularidad a las reuniones que el profesor realizabaen su casa, a donde llegaban las más importantes figuras intelectuales de su tiempo. Suamistad con Henslow, y las relaciones que adquirió, le habrían de servir para viajar en elBeagle.Viaje en el Beagle Poco después de graduarse, realizó una exploración geológica con AdamSedgwick (1785-1873), geólogo muy importante en Inglaterra, por el País de Gales, dondeadquirió conocimientos en los métodos de la geología práctica. A su regreso Darwin 26
  27. 27. encontró una carta de Henslow donde le invitaba a ser el acompañante del capitán RobertFitzRoy (1805 - 1865), quien al mando del barco Beagle, iba emprender un viaje alrededordel mundo para hacer mediciones cronométricas y mejorar el conocimiento acerca de lacosta de Sur América. John Henslow, había recibido una solicitud para que propusiera aalguien versado en ciencias naturales, y que fuera de la misma clase social del capitán,para que lo acompañara y compartiera la cabina con él. FitzRoy temía que la soledaddurante el viaje le produjera desequilibrios psíquicos, pues en su familia la depresión erafrecuente; además, en un viaje anterior cerca de las costas de Chile, el capitán del Beaglese suicidó y FitzRoy tuvo que tomar el mando. Darwin pertenecía a la misma clase social,y eso facilitaría el compartir socialmente, ya que el capitán no lo haría con los marinos.Darwin inmediatamente vio que esta era una oportunidad extraordinaria para llevar a caboinvestigaciones en ciencias naturales, que era en realidad lo que deseaba. Su padre seopuso en un comienzo, pero un tío materno y él mismo lo convencieron que estaoportunidad no podía rechazarce. En Diciembre 27 de 1831 comenzó su viaje en el Beagle. Proyectado para dosaños y medio, la travesía duró un poco menos de cinco años. Habría de volver el 2 deOctubre de 1836. Darwin no iba como naturalista oficial, pero quien detentaba este cargoregresó cuatro meses después a Inglaterra, al sentirse relegado por la actividad delacompañante del capitán. Luego de visitar las Islas de Cabo Verde, y hacer su primeraexploración geológica en San Jago, alcanzaron las costas brasileñas. Darwin realizó untrabajo sistemático extraordinario en cada uno de los sitios visitados, el cual incluía enlevantar un registro de la geología del lugar, y la recolección de animales, plantas yfósiles. Durante su recorrido envió en varias ocasiones cargamentos de especimenes aInglaterra. Al mismo tiempo redacto pacientemente cuadernos de notas y llevoescrupulosamente un diario de viaje, que a su regreso publicaría y le daría fama comonaturalista viajero (Darwin C. 1909). Entre los sitios visitados se pueden señalar: SanSalvador en Brasil (hoy Bahía), Río de Janeiro, Uruguay (tanto la costa como el interior),Argentina donde permanecieron cerca de dos años y medio, y donde exploró entre otrossitios la pampa, la Patagonia, la Tierra del Fuego, y las islas Malvinas. También recorrió lacosta chilena y parte de la del Perú. Visitó las Islas Galápagos, y sus hallazgos allí lehabrían de servir para comenzar a pensar en su teoría de la evolución, una vez regresó aInglaterra. Alcanzaron también Tahití, Nueva Zelanda, Australia, Tasmania, las Islas Cocoy Sur África (Moorehead A., 1982). Descubrió fósiles de mamíferos gigantes, describió una nueva especie de avestruzsuramericana (más tarde denominada Rhea darwininii en su honor), recolectó un grannúmero de especies animales y de plantas, las cuales posteriormente fueron estudiadaspor expertos británicos, quienes publicaron cinco volúmenes sobre peces, fósiles, reptiles,aves y mamíferos, y él se encargó de la edición y la introducción de cada uno. Tambiénestudió la formación de los arrecifes de coral, y esta experiencia le serviría posteriormentepara proponer una teoría que sería fundamental para entender este grupo de organismos.La construcción de una teoría Luego de su regreso, entre los años 1838 a 1841, fue secretario de la Sociedad deGeología en Londres y escribió: The Journal of a Naturalist (El diario de un naturalista)(1839), Zoology of the Voyage of the Beagle (Zoología del Viaje del Beagle) (1840) y Thestructure and distribution of coral reefs (La estructura y distribución de los arrecifes decoral) (1842). En 1839 se casó con su prima Emma Wedgewood, y se trasladó deLondres a Kent en 1842, donde permaneció hasta el fin de sus días en la población de 27
  28. 28. Down (posteriormente Downe). No ocupó nunca un puesto académico, y excepto porhaber sido secretario por algún tiempo de la Sociedad de Geología que presidía Lyell, noejerció ningún otro cargo. Dedicó su vida al estudio de la naturaleza y a la elaboración ydesarrollo de la teoría de la selección natural. Su correspondencia con Alfred Wallacedefinió el plan de trabajo por el resto el siglo y el siglo XX, y muchos de los problemas quetrataron en estas cartas, son aún hoy día fuente inagotable de estudios; por ejemplo laselección sexual, la emergencia del altruismo social (insectos y otras especies), etc.(Cronin H. Ibíd.) Sus observaciones en la costa de Suramérica y las islas Galápagos, le sirvieronpara erigir los pilares para la construcción de su teoría. Estudió la geología de todos lospuntos donde desembarcó, guiándose por los conceptos que Lyell expuso en el primervolumen de su obra. Efectuó una vasta recolección de especies fósiles y vivas, las quefue enviando poco a poco a Inglaterra donde fueron clasificadas y descritas por JohnGould, ornitólogo amigo suyo, quien le colaboró no sólo en el estudio de las colecciones,sino que le ayudó a precisar algunos conceptos que fueron fundamentales para su obra.Describió nuevas especies como el avestruz Rhea darwinini y efectuó un registroexhaustivo de los estratos geológicos. Desde 1837 llevó varios cuadernos de notas en los cuales consignó datos acercade la formación de razas en la domesticación de animales y plantas y sobre los principiosde la selección natural. En ellos no solamente anotó sus descubrimientos y los de otroscientíficos, sino que infatigablemente escribió cuanta idea se le ocurrió respecto a lanaturaleza, y sus reflexiones filosóficas y científicas. Su obsesión por registrar todo yarchivarlo, han permitido tener una bibliografía sui generis para esclarecer la evolución desus ideas y cómo estas devinieron en su hoy famosa teoría (Cronin H, Ibíd.; Desmond A,Moore J. 1991; Browne J. 1995, 2002.) En 1842 escribió el primer borrador de lo quellegaría a ser el Origen de las Especies, el cual amplió en 1844. Mantuvo correspondenciacon Asa Gray (1810-1888), a quien envió en 1855 su esbozo de la teoría de la selecciónnatural. Lyell en 1856 lo urgió para que ampliara su tratado. En Junio de 1858, recibió unacarta y un manuscrito de Alfred Russel Wallace (1823-1913), naturalista y corresponsal deDarwin, quien desde el archipiélago Malayo, donde trabajaba como naturalista, lesolicitaba que lo leyera y enviara a Lyell si consideraba que era aceptable para supublicación. Darwin comprendió que Wallace había llegado a las mismas conclusionesque él. Ante esta situación, Darwin se los envió a Lyell, junto con su segundo borrador y lacopia de la carta enviada a Asa Gray. Lyell consultó con Joseph Dalton Hooker, botánicoingles, quien recomendó que se leyeran ambos trabajos en la Linnean Society de Londresen Julio 1, 1858. Darwin publicó en 1859 su obra The Origin of Species by NaturalSelection (El Origen de las Especies a través de la Selección Natural) (Darwin C. ídem.) yen 1871 publicó The Descent of Man and Selection in Relation to Sex (Evolución delHombre y Selección en Relación al Sexo), sus principales obras sobre teoría evolutiva. Pero Darwin fue más que un teórico de la evolución. Escribió e investigó sobremuy diversos temas, los cuales en sí mismos le hubieran dado fama como naturalista;entre sus obras más importantes están: A Monograph on the Cirripedia (Monografía sobrelos Cirripedia) (1851-53); The Fertilization of Orchids (1862); The Variation of Animals andPlants under Domestication (1868); The Expression of Emotions in Man and Animals(1872); The Effects of Cross- and Self-fertilization in The vegetable Kingdom (1876). 28

×