Rodrigo Díaz de Vivar,  el Cid Campeador
El Cid histórico_______________ BIOGRAFÍA El Cid (Rodrigo Díaz de Vivar) (c. 1043-1097), militar español  conocido también...
Juramento de Santa Gadea de Burgos
En 1074 se casó con Jimena Díaz, hija del conde de Oviedo. Al servicio del nuevo rey Alfonso, el Cid fue comisionado para ...
Asentado en el Levante peninsular, Rodrigo intervino en Valencia en nombre propio, esforzándose por construir un señorío p...
Las alianzas militares se reforzaron además con vínculos matrimoniales. La hija del Cid, María (doña Sol en el poema), se ...
Camino del Cid
 
El  Mester  de juglaría Los Juglares Los Cantares de Gesta El Poema o Cantar de Mio Cid Hipótesis de su autoría Partes del...
El  mester de juglaría  es el oficio que realizaban los  juglares .  También se llama mester de juglaría a la manera de co...
La época de desarrollo de los cantares fue del s. XII a s. XIII (los cantares eran más extensos, hasta 4000 versos), en es...
Los Juglares Los  juglares  eran actores, trotamundos y músicos ambulantes que entretenían a la gente en castillos y en la...
No hay que confundir a los juglares con los trovadores. Los primeros, generalmente, no componían las obras que recitaban; ...
Los Cantares de Gesta Los  cantares de gesta  son textos de género épico-narrativo escritos en verso, generalmente eran ve...
En otros cantares europeos el elemento fantástico suele ser frecuente, algo que no suele ocurrir en los cantares de gesta ...
Aunque debieron ser muy numerosos, en castellano apenas se conservan cantares de gesta. Salvo el excepcional  Cantar de Mi...
El Poema o Cantar de Mio Cid El  Cantar de Mio Cid  es el único cantar de gesta que conservamos casi completo. Narra las h...
Cuando se lee el  Cantar de Mio Cid  hay que tener en cuenta que no se debe interpretar como un texto histórico, sino que ...
El Poema de Mio Cid como todos los demás cantares de gesta tiene un escritor anónimo. Sobre su autoría y fechación se han ...
El Poema de Mio Cid  se conserva en un manuscrito en la Biblioteca Nacional copiado en el s. XIV del manuscrito de Per Abb...
Cantar del destierro ______ El Cid es desterrado de Castilla por el rey Alfonso VI porque su eterno enemigo el conde Garcí...
Cantar de las bodas________ El Cid Campeador se dirige hacia Valencia seguido por sus hombres para arrebatársela a los mor...
Cantar de la afrenta de Corpes_________ Los infantes de Carrión resultan ser unos cobardes y lo demuestran en una batalla ...
Métrica, Lengua y Estilo El poema está escrito en versos irregulares (sin medida fija) en cuanto al número de sílabas  y e...
En cuanto a la lengua del poema, destaca su claridad, concreción , sobriedad y sencillez  expresivas, lo que es lógico si ...
Fórmulas Juglarescas Epítetos épicos   (para ensalzar al héroe y otros personajes del cantar) el que en buen hora çinxo es...
En el poema se combinan momentos narrativos, con descriptivos y dialogados. De esta forma se consiguen fragmentos muy diná...
 
Temas En el poema se ensalza al reino de Castilla, representado por la figura del héroe, frente al reino de León que era r...
El tema principal es la recuperación del honor perdido. El héroe, Rodrigo Díaz, desterrado por el rey, se enfrenta con el ...
Otros temas que podríamos considerar secundarios nacen del principal: el deseo de poder y riquezas para obtener de nuevo e...
Dada la proximidad de los hechos narrados con el momento en que ocurrieron en realidad, el Cantar posee un gran valor hist...
Curiosidades
Tizona.  Después de ser propiedad del Cid esta espada pasó a manos de los Reyes Católicos,   quienes se la regalaron al ma...
El tesoro del cofre.  Es muy poco probable que el cofre de madera, que se conserva   en la Catedral de Burgos, sea una de ...
Restos viajeros.  Los restos mortales del Cid fueron enterrados en el monasterio   burgalés de San Pedro de Cardeña. Aquí ...
Una torre con nombre propio.  Hoy día, una de las torres del monasterio de San   Pedro de Cardeña es conocida popularmente...
Sellos y monedas que conmemoran al Cid__________
Un Cid muy “hollywoodiense”.  En las últimas décadas se han realizado varias   recreaciones modernas sobre este personaje....
El Cid y la ilustración_____  Ruy, el pequeño Cid,  serie de dibujos TVE 1980                       
El Cid
Próxima SlideShare
Cargando en…5
×

El cid

12.636 visualizaciones

Publicado el

Publicado en: Educación
0 comentarios
4 recomendaciones
Estadísticas
Notas
  • Sé el primero en comentar

Sin descargas
Visualizaciones
Visualizaciones totales
12.636
En SlideShare
0
De insertados
0
Número de insertados
10
Acciones
Compartido
0
Descargas
148
Comentarios
0
Recomendaciones
4
Insertados 0
No insertados

No hay notas en la diapositiva.

El cid

  1. 2. Rodrigo Díaz de Vivar, el Cid Campeador
  2. 3. El Cid histórico_______________ BIOGRAFÍA El Cid (Rodrigo Díaz de Vivar) (c. 1043-1097), militar español conocido también como el Campeador . Nacido en el seno de una pequeña familia de la nobleza castellana, es uno de los mitos más sobresalientes de la cultura hispana. El término 'Cid' deriva de la transcripción del árabe sayyid, que significa amo o señor. Al servicio de Sancho II (1065-1072) desempeñó un papel fundamental. C ontribuyó a resolver el litigio fronterizo con Navarra al vencer en un duelo judicial a Jimeno Garcés. Contra Alfonso VI de León participó en diversas batallas y en el asedio de Zamora, donde murió asesinado su señor. Tras la muerte de Sancho II, la Corona de Castilla pasó al monarca leonés Alfonso VI, sobre quien recaía la sospecha de haber participado en el asesinato del rey Sancho. Por ello, Alfonso VI fue obligado a prestar un juramento expurgatorio en Santa Gadea de Burgos delante del Cid.
  3. 4. Juramento de Santa Gadea de Burgos
  4. 5. En 1074 se casó con Jimena Díaz, hija del conde de Oviedo. Al servicio del nuevo rey Alfonso, el Cid fue comisionado para cobrar las parias (impuestos) de Sevilla, labor que ejerció enfrentándose incluso al conde de Nájera, García Ordóñez. Agradecido por ello, al-Mut'amid de Sevilla pagó las parias debidas y añadió una cantidad para entregar a Rodrigo como premio personal a su actuación. Este hecho, unido al prestigio militar del Cid, causó la primera ruptura entre éste y su rey. Convertido en un desterrado, Rodrigo entró al servicio de Yusuf al-Mu'tamin de Zaragoza y derrotó al aragonés Sancho Ramírez. La invasión almorávide y la derrota de Alfonso VI en Sagrajas (1086) propiciaron un nuevo acercamiento entre rey y vasallo, a quien se le encargó la defensa de la zona levantina. Sin embargo, en el sitio de Aledo (1089-1092) el Cid acudió con demora a ayudar a las tropas reales, lo que provocó su segundo conflicto con el monarca.
  5. 6. Asentado en el Levante peninsular, Rodrigo intervino en Valencia en nombre propio, esforzándose por construir un señorío personal. El Cid fue derrotando a sus competidores en esta zona, e incluso apresó al conde de Barcelona, Berenguer Ramón II (1090). Una nueva presión de los almorávides propició otro acercamiento del rey Alfonso VI, cuyos ejércitos fueron derrotados en la batalla de Consuegra (1097), donde murió el único hijo varón del Cid, Diego Díaz. En Valencia, la presión norteafricana favoreció una revuelta dentro de la ciudad. Los sublevados entregaron el poder al cadí ibn Yahhaf, que se avino a un compromiso con los almorávides a cambio de la ayuda de éstos para luchar contra Rodrigo. Las huestes del Cid, sin embargo, derrotaron a sucesivas expediciones almorávides. Dentro de la ciudad una nueva revuelta dio el poder a ibn Wayib, quien dirigió la última resistencia de Valencia, que finalmente capituló en 1094. Poco después de la entrada del Cid en la ciudad, el cadí ibn Yahhaf fue quemado vivo en la plaza pública y la mezquita fue convertida en catedral. Establecido ya firmemente en Valencia, Rodrigo se alió con Pedro I de Aragón y con Ramón Berenguer III de Barcelona con el propósito de frenar conjuntamente el empuje almorávide.
  6. 7. Las alianzas militares se reforzaron además con vínculos matrimoniales. La hija del Cid, María (doña Sol en el poema), se casó con el conde de Barcelona y su otra hija Cristina (Elvira) con el infante Ramiro de Navarra. Tras la muerte del Cid, sin un heredero masculino que hiciera posible su legado, Alfonso VI tuvo que evacuar en 1102 la ciudad de Valencia. La figura del Cid y sus hazañas merecieron el honor de protagonizar el primer cantar de gesta de la literatura castellana, el Cantar de Mio Cid .
  7. 8. Camino del Cid
  8. 10. El Mester de juglaría Los Juglares Los Cantares de Gesta El Poema o Cantar de Mio Cid Hipótesis de su autoría Partes del poema: . El Cantar del Destierro . El Cantar de las Bodas . El Cantar de la Afrenta de Corpes Características del poema Métrica, Lengua y Estilo Temas
  9. 11. El mester de juglaría es el oficio que realizaban los juglares . También se llama mester de juglaría a la manera de componer y recitar los cantares de gesta y al repertorio de obras escritas y recitadas por ellos de memoria. Se desarrolló durante la Edad Media. Los primeros cantares podrían ser del s. VII a s. XII (parece ser que eran poemas breves de 500 a 800 versos y tratarían sucesos muy próximos a lo narrado: entrada de los musulmanes en la península, los condes de Castilla…). El Mester de juglaría
  10. 12. La época de desarrollo de los cantares fue del s. XII a s. XIII (los cantares eran más extensos, hasta 4000 versos), en esta etapa se compuso el Cantar de Mio Cid. El apogeo fue del s. XIII al s. XIV (los poemas suelen alcanzar los 8000 versos y abundan los episodios novelescos). A finales del s. XV los cantares de gesta entraron en decadencia, puesto que el público preferiría otro tipo de relatos (los poemas siguen siendo muy extensos y la veracidad inicial se ve sustituida por los fantástico e increíble). En nuestra literatura solo conservamos tres cantares de gesta, pero sabemos de su existencia y de las etapas de su desarrollo gracias a las crónicas históricas medievales donde se los menciona a veces como base histórica.
  11. 13. Los Juglares Los juglares eran actores, trotamundos y músicos ambulantes que entretenían a la gente en castillos y en las plazas de los pueblos a cambio de dinero, comida o ropa. Recitaban o cantaban de memoria cantares de gesta, poemas líricos, relataban noticias de la guerra, anécdotas o sucesos reales o ficticio, bailaban, hacían reír, realizaban juegos malabares o magia… Algunos de ellos parece que se especializaron en recitar los cantares de gesta y aprenderían técnicas memorísticas que les permitiesen recitar y dramatizar estos extensos poemas narrativos. Como el público de los juglares eran generalmente aldeanos analfabetos los cantares de gesta se difundían de forma oral y en verso para que las gentes los aprendieran fácilmente.
  12. 14. No hay que confundir a los juglares con los trovadores. Los primeros, generalmente, no componían las obras que recitaban; su función consistía en divulgar una obra ya creada por la que pedía una recompensa al final de su trabajo. Los trovadores, por el contrario, escribían sus propias obras pero no se dedicaban a ir de pueblo en pueblo recitándolas.
  13. 15. Los Cantares de Gesta Los cantares de gesta son textos de género épico-narrativo escritos en verso, generalmente eran versos de arte mayor. Estos cantares narran las hazañas o gestas de los grandes caballeros medievales. Se inspiran en sucesos históricos convenientemente literaturizados. El término cantar de gesta procede del francés “chanson de geste”, ya que la épica francesa medieval influyó en la épica castellana y porque eran cantados o recitados acompañados de una melodía. La autoría de estos cantares era anónima y se escribían para ser recitados. Se transmitían de manera oral de padres a hijos y también cuando los juglares los cantaban a cambio de dinero u otra recompensa en las plazas de los pueblos. En toda Europa medieval los cantares de gesta tuvieron mucho éxito. Destacan el francés Cantar de Roldán , el alemán Cantar de los Nibelungos , el inglés Beowulf , el castellano Cantar de Mio Cid . Todos estos cantares difunden valores de la aristocracia feudal, valores representados por el protagonista del cantar, por ello se dice que los cantares de gesta tuvieron una función propagandística.
  14. 16. En otros cantares europeos el elemento fantástico suele ser frecuente, algo que no suele ocurrir en los cantares de gesta castellanos que son muy históricos. En nuestros cantares, los sucesos, los personajes y los lugares mencionados hacen referencia a hechos muy próximos y reales, conocidos por quienes escuchaban el cantar. También hay que destacar que los temas épicos que se trataban en nuestros cantares de gesta han sido retomados en diferentes épocas y géneros de nuestra literatura, frente a otros pueblos europeos que tras finalizar la Edad Media abandonaron los temas tratados en los cantares de gesta.
  15. 17. Aunque debieron ser muy numerosos, en castellano apenas se conservan cantares de gesta. Salvo el excepcional Cantar de Mio Cid , solo contamos con otros dos textos épicos: un fragmento del Cantar de Roncesvalles (inspirado en la Chanson de Roland, caballero de Carlomagno, y narra la batalla de Roncesvalles en la que este héroe se enfrentó al rey moro de Zaragoza que pretendía traspasar los Pirineos) y el titulado Mocedades de Rodrigo (fabulosa recreación de la juventud del Cid). No obstante, puede suponerse la existencia de otros cantares hoy perdidos, ya que parece que fueron prosificados en las crónicas históricas medievales, como el Cantar de los Siete Infantes de Lara o el Cantar de Sancho II de Castilla.
  16. 18. El Poema o Cantar de Mio Cid El Cantar de Mio Cid es el único cantar de gesta que conservamos casi completo. Narra las hazañas de Don Rodrigo Díaz de Vivar “El Cid Campeador”. Caballero del año 1040 d.C. que fue desterrado por el rey de Castilla Alfonso VI y emprendió grandes campañas militares contra moros y cristianos en la España Medieval. Conquistó Valencia y obtuvo el perdón de su rey, casó a sus dos hijas y murió en el año 1099 d.C. Al morir sus restos fueron llevados al monasterio de San Pedro de Cardeña (Burgos). En la obra literaria el Cid aparece como el ideal del perfecto caballero medieval: vencedor en mil batallas y siempre fiel a su rey, a su patria y a su Dios. Haría cualquier cosa por defender su honor mostrando su valor y su ferocidad en las batallas, pero también tiene un corazón tierno al mostrar el amor que siente por su esposa y sus hijas.
  17. 19. Cuando se lee el Cantar de Mio Cid hay que tener en cuenta que no se debe interpretar como un texto histórico, sino que es un texto literario que toma como protagonista a un personaje real, pero algunos de los acontecimientos relatados a lo largo del poema son ficticios, es decir, no son reales son invención del autor o están exagerados para ensalzar la figura del héroe. Este cantar destaca frente a los cantares germánicos y franceses porque es muy realista, y el protagonista es muy humano es un héroe de carne y hueso con sus debilidades y virtudes, un héroe digno de admirar.
  18. 20. El Poema de Mio Cid como todos los demás cantares de gesta tiene un escritor anónimo. Sobre su autoría y fechación se han formulado varias hipótesis. Unos piensan que, tras varias refundiciones, el texto que hoy conocemos sería de hacia 1140 y obra de dos o más juglares. Se cree que pudo ser escrito por dos juglares de Soria (uno de Medinaceli y otro de San Esteban de Gormaz por la descripción realista de estos dos lugares de Soria) y habría sido compuesto poco después de que el Cid muriera (segunda mitad del s. XI). Para otros, la unidad y elaboración del texto apuntaría a un único autor culto, probablemente un hombre de leyes o quizá un clérigo (por los conocimientos legales que demuestra a lo largo del poema), y piensan además que la fecha de composición debería retrasarse a finales del s. XII o principios del s. XIII y se basan en que al final del manuscrito conservado se dice que un tal Per Abbat lo escribió en 1207. Para la mayoría este Per Abbat sería solo un copista, aunque algunos lo proponen como el verdadero autor. Hipótesis de su autoría
  19. 21. El Poema de Mio Cid se conserva en un manuscrito en la Biblioteca Nacional copiado en el s. XIV del manuscrito de Per Abbat. Consta de un total de 3700 versos. El Cantar consta de 74 hojas de pergamino, pero quien lo copió escribió 77: desconocemos el comienzo del poema pues falta el primer folio, dos más en el interior se han perdido y en otras muchas hojas aparecen manchas que a veces no dejan leer bien el texto. Partes del poema El poema se ha dividido modernamente en tres partes o cantares: Cantar del destierro , Cantar de las bodas , Cantar de la afrenta de Corpes . La estructura interna está marcada por la pérdida (destierro) y recuperación del honor del Cid (bodas de sus hijas con los infantes de Carrión), nueva pérdida (afrenta de Corpes) y nueva recuperación del honor (anuncio de nuevas bodas con los hijos de los reyes de Navarra y Aragón).
  20. 22. Cantar del destierro ______ El Cid es desterrado de Castilla por el rey Alfonso VI porque su eterno enemigo el conde García habla mal de él a el rey, además este le hizo jurar al rey delante de la corte que no tuvo nada que ver con la muerte de su hermano Sancho que iba a heredar la corona, poniendo así a Alfonso VI como un deshonrado asesino. El Cid parte con sus hombres pero en Burgos nadie los acoge por miedo a las amenazas del rey. Antes de su marcha de Castilla el Cid deja a su mujer Jimena y a sus hijas Elvira y Sol en el monasterio de San Pedro de Cardeña bajo la protección del clero y del rey Alfonso VI.
  21. 23. Cantar de las bodas________ El Cid Campeador se dirige hacia Valencia seguido por sus hombres para arrebatársela a los moros. Tras una dura batalla el Cid vence a los moros y se queda con el mandato de Valencia. Para reconciliarse con el rey Alfonso VI manda a su mano derecha y amigo Alvar Fañez con regalos de sus batallas. El Cid consigue el perdón del rey y consigue reunirse con su esposa Jimena y sus hijas Sol y Elvira. Pero el rey de Marruecos quiere recuperar Valencia y manda un ejercito moro para tomar la ciudad. El Cid vence y sigue gobernando Valencia. Debido a las riquezas conseguidas por Don Rodrigo en batalla los infantes de Carrión piden matrimonio a las hijas del Cid, Elvira y Sol y este acepta de muy mala gana, gracias a que al rey le convenció.
  22. 24. Cantar de la afrenta de Corpes_________ Los infantes de Carrión resultan ser unos cobardes y lo demuestran en una batalla contra los árabes y al escaparse un león en el palacio del Cid, por ello deciden vengarse. Los infantes emprenden un viaje hacia las tierras de Carrión con sus mujeres pero en el robledal de Corpes las azotan y las abandonan desfallecidas. El Cid oye la noticia y reta a los infantes en un duelo en el que sale vencedor. Pide al rey que se realice un juicio para restablece su honor, los hombres del Cid se enfrentan los a los infantes de Carrión que son humillados y el rey decide casar a las hijas del Cid, Doña Elvira y Doña Sol, con los infantes de Navarra y Aragón.
  23. 25. Métrica, Lengua y Estilo El poema está escrito en versos irregulares (sin medida fija) en cuanto al número de sílabas y están divididos en dos hemistiquios con fuerte cesura intermedia, por lo que gráficamente suelen representarse con una separación entre ambos (las combinaciones más frecuentes son: 7+7, 6+7, 7+8, 6+8, 8+8…). Los versos se agrupan en tiradas monorrimas y asonantes, las tiradas son de desigual extensión, desde 2 hasta 190 versos (se suele cambiar de tiradas cuando se cambia de rima asonante o de tema). De/ los/ sos/ o/jos/ tan/ fuer/te/mien/tre/ llo/r a n/d o , tor/na/ba/ la/ ca/be/za/ e/ es/tá/ba/los/ ca/t a n/d o ; vio/ puer/tas/ a/bier/tas/ e u/ços/ sin/ ca/ñ a /d o s, al/cán/da/ras/ va/cí/as/, sin/ pie/les/ e/ sin/ m a n/t o s, Hemistiquio Cesura Hemistiquio
  24. 26. En cuanto a la lengua del poema, destaca su claridad, concreción , sobriedad y sencillez expresivas, lo que es lógico si pensamos en que los destinatarios serían generalmente las gentes humildes de Castilla. A lo largo del poema se pueden comprobar las técnicas o fórmulas juglarescas propias de los cantares de gesta: abundan las exclamaciones o llamadas de atención para atraer la atención del público, el paso constante y brusco del estilo indirecto de la narración al estilo directo ( a voz del narrador – juglar da paso a los diálogos e intervenciones de personajes), la extraordinaria libertad con que se emplean las formas verbales, los frecuentes paralelismos y repeticiones que ayudarían a la memorización de los juglares, las estructuras binarias, el uso de adjetivos que ensalzan el valor y la honra del Cid y epítetos épicos que sirven para magnificar a los héroes. En cuanto al léxico-vocabulario, son habituales los arcaísmos, los tecnicismos (sobre todo jurídicos), los arabismos y ciertos dialectismos aragoneses, que podrían indicar que el texto fue compuesto en un territorio fronterizo.
  25. 27. Fórmulas Juglarescas Epítetos épicos (para ensalzar al héroe y otros personajes del cantar) el que en buen hora çinxo espada el burgalés complido el que en buen hora nació Cid el burgalés de pro Martín el de la lengua barba un burgalés contado Antolínez el que en Valencia gañó Llamadas de atención al público Veriedes tantas lanças prever e alçar Oid lo que dixo el que en buena ora nació Estructuras binarias moros e cristianos, burgueses e burguesas, con lumbres e con candelas
  26. 28. En el poema se combinan momentos narrativos, con descriptivos y dialogados. De esta forma se consiguen fragmentos muy dinámicos y otros más lentos, unos llenos de fuerza y acción, por ejemplo cuando se narran las batallas y otros cargados de sentimiento y ternura, por ejemplo cuando el Cid debe salir al destierro y abandonar a su familia o cuando atraviesa la ciudad de Burgos y la única persona que se atreve a hablarle es una niña indefensa… También hay que destacar los episodios humorísticos, cuya función principal era la de divertir al auditorio e introducir un momento de distensión en medio de sucesos dramáticos (episodio de las arcas en el cantar del destierro; el episodio del Conde de Barcelona al final del cantar de las bodas; el episodio del león en el cantar de la afrenta de Corpes).
  27. 30. Temas En el poema se ensalza al reino de Castilla, representado por la figura del héroe, frente al reino de León que era rival, y también se ensalzan los valores antinobiliarios de las gentes de frontera que luchaban por hacer del reino castellano uno de los más importantes. Los nobles que aparecen en el cantar suelen ser personajes ridiculizados, cobardes, injustos, mezquinos y algunos de procedencia leonesa (los infantes de Carrión, el rey…). El Cantar de Mio Cid tiene un fin propagandístico pues además de ensalzar al héroe castellano, pretende animar a la vida belicosa, al afán de medro o ascensión social a través de la reconquista de territorios y al desprecio o rencor hacia la alta nobleza.
  28. 31. El tema principal es la recuperación del honor perdido. El héroe, Rodrigo Díaz, desterrado por el rey, se enfrenta con el gran problema de recuperar su honra. Tras haberse enemistado con el rey y ser desterrado, el Cid junto con sus hombres abandona Castilla y se dedica a conquistar, con éxito, diferentes lugares ocupados por los moros. Y demuestra ser un gran vasallo porque después de cada triunfo le manda al rey Alfonso VI algunos presentes, con el fin de recuperar su confianza. Después vuelve a perder su honor cuando sus hijas son apaleadas y abandonadas por los infantes de Carrión y recuperará de nuevo su honor con la Afrenta de Corpes y el nuevo matrimonio de sus hijas.
  29. 32. Otros temas que podríamos considerar secundarios nacen del principal: el deseo de poder y riquezas para obtener de nuevo el favor real y el prestigio social; la justicia, pues el héroe aparece siempre caracterizado como un caballero justo, un buen soldado y un buen vasallo. El Cid demuestra ser un caballero valeroso en las batallas, buen estratega, preocupado por sus hombres y muy justo con sus enemigos a los que ha vencido, pero respeta. Rodrigo Díaz de Vivar es descrito como un héroe muy humano, cuando tiene que abandonar su tierra lo vemos sufrir y llorar por la pérdida de sus posesiones y de su familia. En su destierro se preocupará por recuperar su honor y el de los suyos, demostrando, como ya se ha dicho, que es un buen padre, buen amo, un hombre justo, buen cristiano, buen enemigo y buen vasallo o siervo.
  30. 33. Dada la proximidad de los hechos narrados con el momento en que ocurrieron en realidad, el Cantar posee un gran valor histórico, pues nos refiere asuntos y menciona personajes y lugares fácilmente reconocibles en la historia y geografía. Las descripciones de los lugares, de la vestimenta de los personajes, de los lances y las batallas, ponen de manifiesto la gran capacidad de observación y de transmisión del autor. No obstante, hay que recordar que el Cantar de Mio Cid es un texto literario y también hay elementos de ficción como el episodio del león que acaba rendido ante el héroe, la descripción exagerada de algunas batallas, el episodio de Raquel y Vidas en el que el Cid engaña a los judíos prestamistas, los nombres de las hijas del Cid en el poema no coinciden con los nombres reales, el episodio de las bodas con los infantes de Carrión también es pura ficción y en consecuencia el de la Afrenta de Corpes, etc.
  31. 34. Curiosidades
  32. 35. Tizona. Después de ser propiedad del Cid esta espada pasó a manos de los Reyes Católicos, quienes se la regalaron al marqués del Falces. En 1944 pasó su custodia al Museo del Ejército, y a comienzos de 2007 fue adquirida por la Junta de Castilla y León. En estos momentos se encuentra en la Catedral de Burgos conmemorando el Octavo Centenario del Cantar de Mio Cid. Aquí descansará, junto a los restos de su más famoso propietario. La Tizona , la archifamosa espada del Cid con la que, según el cantar, el héroe de la Reconquista rebanaba cabezas y cortaba a sus enemigos por la mitad. La espada, a la altura de la Excalibur del rey Arturo o de la Joyeuse de Carlomagno, la compró o adquirió la Junta de Castilla y León por 1,6 millones de euros. El Cid poseyó otra espada llamada Colada y su caballo era Babieca. Tizona la espada del Cid
  33. 36. El tesoro del cofre. Es muy poco probable que el cofre de madera, que se conserva en la Catedral de Burgos, sea una de las dos arcas con las que el Cid engañó a los prestamistas judíos, Raquel y Vidas, haciéndoles creer qu e contenían un tesoro, cuando en realidad solo era arena, puesto que este hecho parece que no ocurrió, sino que forma parte de la ficción del Cantar de Mio Cid, es decir, que fue una invención del autor del poema.
  34. 37. Restos viajeros. Los restos mortales del Cid fueron enterrados en el monasterio burgalés de San Pedro de Cardeña. Aquí permanecieron hasta 1808 cuando las tropas napoleónicas profanaron su tumba. Un comisionado francés los traslado a París, donde fueron regalados al príncipe alemán Carlos Antonio de Hohenzollern. Años más tarde, el rey Alfonso XII medió con los Hohenzollern para que los restos regresaran a su patria. E n este último viaje, se cree que algunos de estos se quedaron en un castillo de la República Checa y en varias colecciones, pero en la catedral de Burgos se sigue manteniendo una tumba del héroe. En resumen, ¿dónde estarán los restos del Cid? Tumba del Cid
  35. 38. Una torre con nombre propio. Hoy día, una de las torres del monasterio de San Pedro de Cardeña es conocida popularmente como “la torre de Doña Jimena”, el nombre de la esposa del Cid. Monasterio de Cardeña
  36. 39. Sellos y monedas que conmemoran al Cid__________
  37. 40. Un Cid muy “hollywoodiense”. En las últimas décadas se han realizado varias recreaciones modernas sobre este personaje. En 1965 se rodó en Peñíscola un largometraje titulado “ El Cid”. Lo que más sorprendió a los espectadores fue que el protagonista no lucía su famosa barba. El Cid y el cine__________ El Cid , película 1965 El Cid, la leyenda , película animada 2003
  38. 41. El Cid y la ilustración_____ Ruy, el pequeño Cid, serie de dibujos TVE 1980                    
  39. 42. El Cid

×