• Guardar
Medicamentos y sus vías de aplicación
Próxima SlideShare
Cargando en...5
×

¿Le gusta esto? Compártalo con su red

Compartir
  • Full Name Full Name Comment goes here.
    ¿Está seguro?
    Tu mensaje aparecerá aquí
No Downloads

reproducciones

reproducciones totales
148,919
En SlideShare
148,901
De insertados
18
Número de insertados
5

Acciones

Compartido
Descargas
0
Comentarios
8
Me gusta
95

Insertados 18

http://medicamentosmasusados.blogspot.com 9
http://luisramos083.blogspot.com 4
https://www.facebook.com 3
http://luisramos083.blogspot.com.es 1
http://luisramos083.blogspot.mx 1

Denunciar contenido

Marcada como inapropiada Marcar como inapropiada
Marcar como inapropiada

Seleccione la razón para marcar esta presentación como inapropiada.

Cancelar
    No notes for slide

Transcript

  • 1. Tipos de Medicamentos
  • 2. Los medicamentos se clasifican en función de los efectos que producen. Existen medicamentos para calmar el dolor, combatir infecciones, mejorar la respiración o prevenir enfermedades.
  • 3. Los medicamentes son compuestos químicos cuyo principal componente es el que produce el efecto curativo buscado y se denomina sustancia o principio activo.
    Existen diversos tipos de medicamentos, que se clasifican acorde con la acción que ejercen en el organismo
  • 4.
  • 5. Analgésicos
    Los analgésicos son aquellos medicamentos que tienen como fin aliviar o eliminar el dolor. Son utilizados por ejemplo para calmar una cefalea o eliminar molestias de cualquier tipo como las gripales.
  • 6. antibiótico
    Son los medicamentos utilizados para combatir y eliminar las infecciones bacterianas.
  • 7. vacuna
    Es una pequeña cantidad de virus o bacterias que se administran a una persona con el fin de que el organismo aprenda a defenderse de las mismas. Una vacuna está formada por células capaces de generar anticuerpos que provoquen una respuesta de defensa en el organismo, la cual será recordada por el organismo. La duración de los efectos de algunas vacunas se mantiene a lo largo de toda la vida, pero existen otras que es necesario renovar cada cierto periodo de tiempo como la del tétanos que debe ponerse cada 10 años.
  • 8. antisépticos
    Son aquellos compuestos medicinales usados para desinfectar, es decir, para eliminar los virus, o bacterias presentes por ejemplo en la piel. Se aplican normalmente sobre las heridas para evitar que en ellas se propaguen los agentes infecciosos. Entre los antisépticos más conocidos están la pavidona yodada y/o agua oxigenada, los cuales se usan en todos los procedimientos quirúrgicos para evitar la aparición de infecciones.
    No hace falta receta para comprarlos. No obstante en la actualidad se afirma que los mejores antisépticos que se pueden usar son el agua y el jabón, ya que tienen la misma acción pero causan un menor daño al tejido.
  • 9. antiinflamatorios
    Se distinguen dos clases dependiendo de si contienen o no esteroides. Los que no los contienen reciben el nombre de antiinflamatorios no esteroideos o AINE. 
    Los que tienen esteroides son los corticoesteroides. Los efectos de estos medicamentos son mucho más potentes, pero sus secuelas para la salud también son mayores.
  • 10. Antiinflamatorio No Esteroideo
    Los antiinflamatorios se usan para reducir la inflamación, calmar el dolor y bajar la fiebre. Su descubrimiento se remonta a la segunda mitad del siglo XIX, cuando tras diversas investigaciones se puso a la venta en 1899 el ácido acetilsalicílico de manos de los laboratorios Bayer. Actualmente se utilizan otros muchos antiinflamatorios no esteroideos como el ibuprofeno o el naproxeno. Suelen administrarse para la eliminación de dolores musculares o para bajar la fiebre. Se venden sin receta médica.
  • 11. Antiinflamatorio esteroideo
    Son los corticosteroides o corticoides. Se trata de hormonas presentes en el organismo humano, pero que producidas artificialmente se usan como medicamentos. Son antiinflamatorios muy potentes. Algunos de ellos se utilizan para actuar de forma urgente en las crisis respiratorias al eliminar la inflamación de las vías respiratorias. También se utilizan para actuar contra el propio sistema inmunitario en el caso de las enfermedades autoinmunes. Se necesita receta para comprarlos.
  • 12. ANTIHISTAMÍNICOS
    Estos medicamentos sirven para disminuir los efectos causados por las reacciones alérgicas como estornudos, hinchazón de ojos y picores. Su forma de actuar es impidiendo los efectos provocados por la histamina, la cual se genera en estos casos. Algunos de los principios activos con efecto antihistamínico son la ebastina o la fexofenadina. Como efecto secundario de muchos antihistamínicos esta la somnolencia que producen. Depende del caso, pero muchos de ellos se pueden comprar sin receta médica.
  • 13. ANESTÉSICO
    Son compuestos medicinales utilizados para provocar la insensibilización de una o más partes del cuerpo. Existen anestesias generales que ejercen sus efectos en todo el cuerpo y provocan un estado de inconsciencia en el paciente. Otros analgésicos actúan en zonas localizadas como los usados para extraer una muela. La cocaína, por ejemplo, fue utilizada como anestésico local hasta ser descubiertos sus efectos secundarios. Para comprarlos es necesaria una receta médica.
  • 14. ANTIDEPRESIVO
    Es un medicamento utilizado para combatir los síntomas provocados por una depresión. Normalmente se toman en forma de pastillas durante un tiempo prolongado, pues no ejercen sus efectos de forma inmediata. Fueron descubiertos hacia mediados del siglo XX, mientras se intentaba tratar la tuberculosis. Deben ser recetados y pueden llegar a generar dependencia. Sólo se pueden adquirir con receta médica.
  • 15. DIURÉTICOS
    Los diuréticos son medicamentos que tienen como fin favorecer la expulsión de orina. También se considera diuréticos a otras sustancias no medicamentosas que producen el mismo efecto como algunas infusiones. Entre los principios activos con efecto diurético está la metolazona. En muchos casos se recetan estos medicamentos para reducir la tensión arterial o evitar la retención de líquidos. Muchos de ellos se pueden comprar sin receta médica.
  • 16. LAXANTES
    Estos medicamentos se utilizan para favorecer el tránsito intestinal y ayudar a la expulsión de residuos. Al igual que en el caso de los diuréticos, existen bebidas o comidas no medicamentosas que tienen el mismo efecto como determinadas frutas. Son conocidos por ejemplo los que se aplican en forma de supositorio. La utilización de estos medicamentos suele deberse a la presencia de problemas de estreñimiento. La mayoría se pueden comprar sin receta médica.
  • 17. BRONCODILATADOR
    Son medicamentos que dilatan o aumentan el tamaño de las vías respiratorias con el fin de facilitar el proceso de respiración. Suelen ser utilizados por las personas asmáticas para aliviar las dificultades respiratorias provocadas por el estrechamiento de los canales por los que debe pasar el aire.
    Suelen administrase en forma de inhaladores. Muchos de ellos tienen efecto inmediato y son aplicados en los momentos en que se presentan las dificultades respiratorias. Muchos de ellos se pueden comprar sin receta médica.
  • 18. ANTIPIRÉTICO
    Son los medicamentos utilizados con el fin de disminuir la fiebre o temperatura corporal. El paracetamol y el ácido acetilsalicílico tienen además de efectos analgésicos, efectos antipiréticos.
    Se considera que existe fiebre cuando la temperatura corporal es superior a 37º. Es un signo de la presencia de agentes infecciosos, pues la temperatura sube porque el organismo intenta defenderse de ellos. No suele ser necesaria una receta para su adquisición.
  • 19. ANTIFÚNGICO
    Es una clase de medicamentos destinados a combatir las infecciones provocadas por hongos desarrolladas en la parte externa o interna del cuerpo humano.
    Algunos de las sustancias activas más conocidas utilizadas con este fin son el fluconazol y el miconazol. En muchos casos se presentan en forma de cremas que se aplican directamente sobre la piel, si la infección se sitúa en ella. Pero también se administran en pastillas. La mayoría se venden sin necesidad de presentar ninguna receta médica.
  • 20. VIAS DE ADMINISTRACIÓN DE MEDICAMENTOS
  • 21. VIA ORAL
    El medicamento se introduce en el organismo a través de la boca y se absorbe en el tubo digestivo. Es una vía muy fácil de utilizar y muy cómoda. Variedades:
    En la vía sublingual, el medicamento se coloca debajo de la lengua para que se absorba rápidamente.
    En la vía bucal, el medicamento se coloca entre las encías donde se va disolviendo por acción de la saliva;
    Existen diferentes formas farmacéuticas que se administran por vía oral:
    Preparados sólidos
    Cápsulas .
    Comprimidos .
    Grageas ..
    Preparados líquidos
    Jarabes .
    Elixires ..
    Suspensiones .
     
  • 22.
  • 23. VIA INTRAMUSCULAR
    El medicamento se introduce dentro de un músculo a través de una aguja.
    El músculo, al estar muy irrigado por vasos sanguíneos, permite que el medicamento pase rápidamente a la sangre.
    Es una vía alternativa para aquellos medicamentos que no se absorben por vía oral o para personas que no pueden colaborar en la ingesta. Algunas veces es dolorosa y siempre la debe administrar un profesional experimentado y cualificado.
  • 24.
  • 25. VIA INTRAVENOSA
    El medicamento se introduce directamente en el torrente sanguíneo. Es la vía más rápida en la aparición de los efectos del medicamento.
    Hay diferentes métodos de administración, unas veces se hace muy lentamente y de manera continúa, como puede ser el caso de los “sueros” (fluidoterapia).
    En otras, la administración dura sólo un cierto tiempo, como la administración rápida en “bolo” o la administración en perfusión “gota a gota” en unos 15-30 minutos. Es muy importate que sea realizado por personal cualificado, ya que pueden aparecer complicaciones si no se hace correctamente o si no se mantienen la condiciones de asepsia para evitar infecciones
  • 26.
  • 27. VIA SUBCUTÁNEA
    El medicamento se introduce a través de una aguja fina en el tejido que tenemos debajo de la piel.
    Allí se va liberando lentamente al torrente sanguíneo. La insulina y las heparinas son un ejemplo.
    Es una vía relativamente cómoda y poco molesta, porque en esta zona no existen muchas terminaciones nerviosas.
    Existen zonas más o menos utilizadas segun el tipo de medicamento. Es imprescindible una correcta asepsia. El paciente se la puede auto inyectar tras un periodo de entrenamiento previo con un experto.
  • 28.
  • 29. VIA INHALATORIA
    Los medicamentos se introducen directamente en los pulmones realizando una inhalación.
    El efecto es muy rápido y se utilizan dosis muy bajas. En muchas ocasiones existe un desconocimiento de los mecanismos para realizar correctamente las inhalaciones por lo que su efecto queda mermado.
    Existen tres tipos de medicamentos para la administración inhalada:
    los aerosoles,
    los nebulizadores y
    los dispositivos de polvo seco.
    Muchas veces los aerosoles se utilizan con cámaras especiales de inhalación para facilitar su administración
  • 30.
  • 31. VIA TRANSDERMICA
    El medicamento se introduce en el organismo por absorción transdérmica (a través de la piel) mediante la aplicación de parches..
    Se deben colocar de la manera siguiente:
    Elija un lugar con poco bello
    Limpie y seque la zona elegida
    Retire las películas protectoras procurando no tocar el interior
    Pegue el parche y presiónelo
    Evite zonas húmedas o expuestas al calor y los roces
    Realice una rotación del lugar donde se colocan los parches
  • 32.
  • 33. VIA NASAL
    El medicamento se introduce en el organismo a través de las fosas nasales.
    El medicamento administrado por esta vía pretende, generalmente, conseguir un efecto inmediato y local. La mayoría tiene como propósito aliviar la congestión nasal.
    Método para utilizar adecuadamente los aerosoles nasales:
    El paciente debe estar sentado y con la cabeza ligeramente inclinada hacia atrás.
    Introducir la punta del envase dentro del conducto nasal y tapar el orificio contrario con la otra mano.
    Iniciar una inspiración profunda y apretar en el centro del envase de forma enérgica para que salga la nebulización. Mantener el envase en posición vertical, realizando una aplicación en cada fosa nasal.
    Mantener la cabeza echada hacia atrás durante unos instantes, hasta que note el efecto del medicamento. Pasados unos minutos, suénese la nariz para expulsar la mucosidad.
  • 34.
  • 35. VIA OFTALMICA
    Se utilizan siempre para tratar afecciones oculares. La apertura del envase hace que se pierda su esterilidad, por lo que una vez abierto se ha de desechar a los siete días. Tanto en el caso de las pomadas como en el de las gotas es importante que la punta del aplicador no llegue nunca a tocar el ojo.
    Método para aplicar gotas oftálmicas:
    El paciente ha de estar sentado y mirando hacia arriba
    Bajar el párpado inferior con el dedo.
    Dejar caer una gota en el saco conjuntival inferior.
    Presionar suavemente la punta nasolacrimal con un pañuelo para prevenir la absorción del medicamento y su paso a la sangre.
    Indicar al paciente que parpadee una o dos veces y que después mantenga los ojo cerrados una instantes.
    Utilizar un pañuelo para retirar el exceso de líquido
  • 36.
  • 37. VIA ÓTICA
    El medicamento se introduce en el conducto auditivo. Las gotas óticas se utilizan, principalmente, para el tratamiento de infecciones, como anestésico o para desprender o reblandecer la cera del canal auditivo.
    Método de aplicación de las gotas óticas
    El paciente debe estar estirado y con la cabeza apoyada del lado no afectado.
    En adultos: estirar de la oreja hacia arriba y hacia atrás.
    En niños: se tira de la oreja hacia abajo y hacia atrás.
    Poner las gotas (en algunas ocasiones se calientan entre las manos previamente).
    Evitar que la punta del aplicador toque la oreja para que no se produzca la contaminación del medicamento.
    Indicar al paciente que permanezca en esta posición durante unos instantes
  • 38.
  • 39. VIA TÓPICA
    El medicamento se aplica directamente sobre la piel. La aplicación tópica de geles, pomadas y cremas tiene como objetivo proteger la piel, prevenir la sequedad y tratar diversas afecciones dermatológicas.
    Algunas veces, estos preparados contienen medicamentos que se absorben y pasan al torrente circulatorio.
    Método de aplicación
    Limpiar la zona con agua y jabón.
    Extender una pequeña cantidad sobre la piel hasta su total absorción. No friccionar.
    Es muy importante cerrar bien el tubo de crema o loción para evitar contaminaciones y alteraciones del producto. Algunos de estos productos deben guardarse en el frigorífico, otros en un lugar fresco y seco, lejos de focos de calor.
    Si no se utilizan guantes, deben lavarse las manos posteriormente
  • 40.
  • 41. VIA RECTAL
    El medicamento se introduce en el organismo a través del orificio rectal.
    Los supositorios son una forma farmacéutica que consigue una distribución del medicamento a todo el organismo a través de su absorción rectal., se aplica como vía alternativa cuando el paciente no puede tomar la medicación por vía oral, a causa de la presencia de vómitos o bien por su corta edad (lactantes y niños).
    También existen supositorios con los que se pretende ejercer una acción local, como estimular la defecación.
    Método:
    Colocar al paciente estirado del costado derecho.
    Introducir el supositorio a través del esfinter muscular del ano, hasta su penetración total.
    Indicar al paciente que permanezca en esta posición durante unos instantes.
  • 42.
  • 43. VIA VAGINAL
    El medicamento se introduce en el organismo a través del canal vaginal. Se utilizan principalmente para el tratamiento de infecciones o inflamaciones vaginales.
    Método:
    Colocar a la paciente estirada de espaldas, con las rodillas dobladas y los pies en la cama (posición de parto).
    Supositorios vaginales: Colocar el supositorio en le aplicador.
    Cremas y pomadas: colocar al aplicador y apretar el tubo donde se encuentra el medicamento.
    Colocar al aplicador en la vagina con un movimiento hacia abajo (hacia el recto) y después en horizontal hacia el interior.
    Poner un compresa pequeña.
    Se recomienda a la paciente que se aplique la medicación cuando se haya metido en la cama y no se tenga que levantar.
    Evitar el uso de tampones.
  • 44. PRESENTACIÓN DE MEDICAMENTOS
  • 45. GOTAS
    La administración de gotas por vía oral debe realizarse mediante su dilución previa en unos 25 ó 50 ml de agua.
    Cuando las gotas son para administrar en el conducto auditivo, nasal o a nivel ocular, se aplican en estos órganos directamente.
  • 46. VIA ORAL
  • 47. COMPRIMIDO EFERVESCENTE
  • 48. JARABE
  • 49. PASTILLAS
    Pueden tener una ranura central, para facilitar su división. Algunas están rodeadas de una cubierta que protege al principio activo de la luz y evita la irritación de la mucosa gástrica.
  • 50. CAPSULAS
    Son cubiertas cilíndricas que en su interior contiene polvo, gránulos, aceites, etc. La cubierta suele ser de gelatina y, al entrar en contacto con el jugo gástrico, se deshace para liberar el fármaco.
  • 51. VIA RECTAL
  • 52. Tienen una base sólida grasa, que se disuelve a la temperatura del cuerpo. Su forma es cilíndrica, con un extremo más puntiagudo para facilitar la introducción. Tiene efectos locales y sistémicos.
    SUPOSITORIOS
  • 53. POMADA
    Suspensión semisólida.
    Se aplica sobre la piel limpia y seca, y se extiende con guantes.
    Se emplea en aplicaciones dermatológicas, oftálmicas y vaginales.
  • 54. VIA PARENTERAL
  • 55. AMPOLLETAS
    El liquido que contiene puede ser una disolución (que incluye el fármaco), o un disolvente (agua destilada) que se mezcla con el contenido del vial.
  • 56. CONTRADICCIONES DE ALGUNOS MEDICAMENTOS
  • 57. ANALGESICOS
    Embarazo. Todas estas sustancias atraviesan la placenta y llegan al feto, por lo que pueden afectar su crecimiento.
    Lactancia. Es muy probable que estos medicamentos lleguen a la leche materna y, por tanto, al bebé mientras se alimenta.
    Gastritis y úlcera gástrica. Respectivamente, influyen en la inflamación del estómago y la aparición de lesiones en su pared interna. Se caracterizan por exceso de acidez, de modo que el uso de algunos analgésicos es muy desfavorable.
    Enfermedades hepáticas. Se ha encontrado que muchos analgésicos, como ibuprofeno y paracetamol, pueden generar, en altas dosis o uso prolongado, problemas en el hígado. Es mejor no consumirlos si hay hepatitis (inflamación de dicho órgano)
  • 58. Enfermedades virales. El ácido acetilsalicílico está contraindicado en menores de 15 años que padezcan varicela, rubéola, influenza y otros padecimientos generados por este tipo de microorganismos, ya que se tiene el riesgo de padecer síndrome de Reye, que afecta al hígado y cerebro.
    Padecimientos sanguíneos. personas con problemas de coagulación o que se vayan a someter a cirugía deben asesorarse con un médico para saber si pueden tomar ácido acetilsalicílico.
    Comportamiento adictivo. Pacientes que beben mucho alcohol o que fuman deben ser evaluados antes de emplear medicamentos con morfina o codeína.
  • 59. ANTIBIOTICO
    Embarazo y lactancia. Estas sustancias afectan al feto o niño que se alimenta con leche materna.
    Alergia a los componentes de la fórmula. Los antibióticos pueden generar reacciones adversas muy fuertes. Si el paciente tiene antecedentes alérgicos debe emplear aquellos medicamentos que apruebe el médico, y siempre bajo vigilancia.
    Infecciones virales. Estos medicamentos sólo actúan contra bacterias y no sirven para infecciones por virus.
  • 60. Problemas digestivos. El uso de antibióticos debe ser prudente en quienes presentan enfermedades de este sistema, pues alteran el equilibrio de la flora gastrointestinal.
    Deficiencias vitamínicas. La combinación de trimetroprim y sulfametoxazol empeora problemas de anemia megaloblástica (deficiencia en glóbulos rojos por falta de vitaminas B 9 y B 12 ).
    Insuficiencia hepática. Si el hígado no realiza adecuadamente sus funciones, el sulfametoxazol se acumula en la sangre y puede generar efectos secundarios.
  • 61. ANTISEPTICOS
    Alergia. Personas que hayan manifestado sensibilidad al yodo u otro componente de la fórmula.
  • 62. ANTIHISTAMINICOS
    Embarazo y lactancia. Los que son en crema pueden aplicarse bajo supervisión médica; los que se ingieren deben evitarse.
    Enfermedades del hígado. Ante todo, se desaconsejan para evitar sobrecargar a este órgano.
    Asma, rinitis. Son reacciones alérgicas que dificultan la respiración. En algunos casos el diclofenaco puede desatar episodios severos en quienes padecen estas enfermedades.
    Gastritis. Los AINES por vía oral aumentan la acidez estomacal, por lo que no se recomiendan.
  • 63. CONTRADICCIONES
    Contraindicaciones
    Embarazo. Sólo en casos específicos el médico solicitará su uso, y por lo regular se tratará de uno de los antihistamínicos más nuevos (de segunda generación).
    Lactancia. No se aconseja su uso.
    Presión elevada y arritmias. Toda alteración en el funcionamiento cardiaco puede acentuarse.
    Glaucoma. El daño progresivo de la visión por aumento en la presión intraocular aumenta con el uso de los primeros antihistamínicos, no así con los de segunda generación.
  • 64. Insomnio. Las personas con dificultad para dormir sólo deben emplear los medicamentos más novedosos de este grupo.
    Hipertrofia prostática. Los problemas para orinar que se generan por el crecimiento de la próstata pueden empeorar con antihistamínicos de primera generación.
    Automovilistas y usuarios de maquinaria. No es recomendable conducir o hacer uso de instrumentos, a fin de evitar accidentes.
  • 65. ANTIDEPRESIVO
    Embarazo. Hay productos sobre los que no hay pruebas de que atraviesen la placenta y lleguen al feto, pero por precaución se recomienda el uso de antidepresivos sólo cuando sea estrictamente necesario y bajo prescripción médica.
    Lactancia. Se prohibe su consumo, pues todos estos productos se secretan junto con la leche materna.
    Epilepsia. Es una enfermedad que genera convulsiones y estados de ausencia por problemas en la actividad eléctrica del cerebro. Se permite, pero bajo estricta vigilancia y dependiendo de cada caso.
  • 66. Insuficiencia hepática o renal. Hígado y riñón intervienen en el procesamiento de estos medicamentos, por lo que si existen problemas en estos órganos se recomienda no utilizarlos.
    Diabetes. Es el incremento de azúcar en sangre por mal aprovechamiento de insulina o nula generación de esta hormona. Algunos productos incrementan los niveles de glucosa, por lo que su uso debe ser muy controlado.
  • 67. LAXANTES
    Embarazo y lactancia. Sólo se permite el consumo de fibra, por el bien del bebé.
    Dolores abdominales no diagnosticados. Puede existir el riesgo de perforación intestinal.
    Problemas en hígado, riñón o corazón. Las sustancias laxantes pueden forzar el funcionamiento de estos órganos.
    Deshidratación. No se recomienda en personas con mala hidratación, pues puede acentuar alteraciones por falta de líquidos.