fracturas de Miembro superior

2.269 visualizaciones

Publicado el

fracturas

Publicado en: Atención sanitaria
0 comentarios
4 recomendaciones
Estadísticas
Notas
  • Sé el primero en comentar

Sin descargas
Visualizaciones
Visualizaciones totales
2.269
En SlideShare
0
De insertados
0
Número de insertados
3
Acciones
Compartido
0
Descargas
86
Comentarios
0
Recomendaciones
4
Insertados 0
No insertados

No hay notas en la diapositiva.
  • as fracturas de clavícula son lesiones frecuentes del esqueleto, constituyen entre el 4-10% de todas las fracturas en el adulto. La clavícula es una estructura subcutánea en forma de S con numerosas inserciones musculares y ligamentosas, muy vulnerable a las fuerzas externas.
    El tercio medio está desprovisto de inserciones musculares significativas por lo que es el punto más débil.
    Localización de fractura: más frecuente tercio medio (80%), tercio lateral (15%) y tercio medial (5%)
    Los ligamentos coraco-claviculares (conoide y trapezoide) dan estabilidad vertical al polo lateral de la clavícula mientras que los ligamentos acromio-claviculares lo hacen en el plano horizontal. Por la superficie inferior del tercio proximal pasan los vasos subclavios y el plexo braquial.
  • MECANISMO LESIONAL: Caída con traumatismo directo sobre el hombro, típico de ciclistas.
    CLASIFICACIÓN: Allman divide la clavícula en tercios: medial, tercio medio y lateral. Las fracturas de tercio lateral se subdividen según la localización con respecto a los ligamentos coraco-claviculares (modificación de Neer)
  • CLÍNICA Y EXPLORACIÓN FISICA (EF)
    Actitud antiálgica con el brazo lesionado sostenido junto al cuerpo.
    Deformidad, crepitación y dolor en el foco de fractura (clínica traumática habitual).
    En las fracturas de tercio medio el peso del miembro desplaza el fragmento lateral hacia abajo y el fragmento medial hacia arriba traccionado por el esternocleidomastoideo.
    Siempre se debe completar la exploración neuro-vascular distal.
  • FRACTURA DE ESCÁPULA
    GENERALIDADES:
    La fractura de escápula es infrecuente, <1% de todas las fracturas. Esto es debido a
    la protección de la cavidad torácica por delante, la gruesa envoltura muscular por
    detrás y a su movilidad intrínseca que permite que se dispersen las fuerzas.
    La movilidad del hombro depende del movimiento sincronizado de las articulaciones
    gleno-humerales y escapulo-toracica.
    Aproximadamente el 90% de los pacientes sufren lesiones asociadas debido a la
    violencia del traumatismo. La asociación más común de lesiones incluye la extremidad superior ipsilateral y el tórax. Asociaciones:
    o Fracturas costales: 25-45% de casos o Lesiones pulmonares: 15-55% o Fracturas de humero: 12% o Lesión de plexo braquial: 5-10%
    o Lesión vascular: 10-12% o TCE: 25% o Traumatismo abdominal: 8%
    A menudo se reconocen tardíamente, permanecen ocultas en las RX por la superposición de estructuras torácicas.
    Localización de la fractura:
    o Cuerpo y espina: 50% (la más frecuente) o Cuello: 25% o Cavidad glenoidea: 10% o Acromion y coracoides: 7.5%
    • Recordar que por la escotadura supraescapular discurren el nervio y arteria supraescapular que pueden ser lesionados.
  • FRACTURAS DE EXTREMO PROXIMAL DEL HUMERO
    GENERALIDADES:
    Las fracturas del humero proximal son frecuentes, constituyen el 5% de todas las
    fracturas del adulto.
    Se observa un aumento de incidencia a partir de la menopausia, estando en relación
    directa con la disminución de la masa ósea.
    El húmero proximal está constituido por cuatro partes anatómicas bien definidas:
    troquiter, troquín, cabeza humeral y diáfisis.
    Cada una de estas partes presenta diversas inserciones musculares que determinan el
    desplazamiento de los fragmentos.
    El cuello quirúrgico es la zona distal a los troquiteres. Esta es una zona de
    adelgazamiento cortical susceptible a las fracturas.
    La irrigación de la cabeza humeral depende fundamentalmente de la arteria circunfleja
    anterior, por lo que su lesión por el propio traumatismo o por la cirugía determina la necrosis de la cabeza humeral.
  • MECANISMO LESIONAL: Depende del grupo de edad: en los ancianos son los traumatismos de baja energía por caída sobre el costado o sobre la mano extendida la causante de la fractura mientras que en jóvenes se producen por traumatismos de alta energía. Otras causas son las fracturas patológicas o las convulsiones (asocian fractura-luxación).
  • CLÍNICA:
    Actitud antiálgica.
    Dolor, crepitación y deformidad.
    En ocasiones se aprecia equimosis extensa que involucra la cintura escapular y la
    región torácica (hematoma de Hennequin).
    Descartar siempre lesión neuro-vascular sobretodo en traumatismos de alta energía
    con gran desplazamiento. La arteria axilar es la más vulnerable. El pulso asimétrico y la expansión regional del hematoma indican la necesidad de completar el estudio mediante arteriografía.
    El déficit neurológico más frecuente es la neuroapraxia del axilar o circunflejo. Su indicador más fiable es la alteración de la sensibilidad en la región deltoidea, la función motora del m. deltoides no suele ser valorable por poca cooperación del paciente.
  • DIAGNÓSTICO:
    Las RX básicas en el área de urgencias son la RX AP del hombro (perpendiculares al
    plano de a escápula y no al plano del torax) y RX lateral de escápula. La RX
    transtorácica permite descatar luxación gleno-humeral asociada.
    El TAC de urgencia es de gran valor para determinar el número de fragmentos y su
    desplazamiento.
  • CLASIFICACIÓN: Clasificación de Neer: se basa en la identificación de uno, dos, tres o cuatro fragmentos y en la presencia de desplazamiento de uno o varios fragmentos. Se considera que un fragmento está desplazado cuando la separación resulta > 1 cm o la angulación > 45o. El número de líneas de fracturas no se tiene en cuenta en caso de que los fragmentos no se encuentren desplazados.
  • FRACTURAS DE LA DIAFISIS HUMERAL GENERALIDADES
    Representan el 3% de todas las fracturas.
    Son frecuentes en pacientes jóvenes por traumatismos violentos y en mujeres a partir
    de los 50 años tras sufrir caída casual.
    Las producidas por accidentes de alta energía son abiertas en un porcentaje alto y
    pueden asociarse a parálisis radial.
  • TRATAMIENTO
    La mayoría de los casos pueden tratarse mediante procedimientos ortopédicos, pues es un segmento óseo no sometido a cargas y capaz de tolerar sin problemas cierto grado de consolidación viciosa.
    Los tratamientos clásicos de las fracturas de humero han ido evolucionando pasando por distintos tipos de inmovilizaciones como los yesos colgantes, las férulas de coaptación en “U”, los yesos funcionales de Sarmiento, los vendajes de Vellpeau...
    S.e. en la actualidad los métodos quirúrgicos se han ido imponiendo poco a poco en los hospitales sobretodo si existen lesiones asociadas.
  • MECANISMO LESIONAL Los distintos tipos morfológicos de fracturas del extremo distal del humero pueden deberse tanto a traumatismo indirectos por caídas sobre la mano como a traumatismo directos asociando lesión de partes blandas.
    CLÍNICA
    Dolor, deformidad, crepitación ...
    En las fracturas supracondÍleas el triangulo de Nelaton está conservado pero puede
    estar desplazado hacia posterior, a diferencia de las luxaciones de codo en que se
    altera la relación entre el olécranon, epicóndilo y epitróclea.
    Las fracturas de epicondilos pueden presentar lesión de partes blandas si se asocia
    luxación de codo.
    Se debe descartar siempre lesión neuro-vascular. Los tres nervios principales, radial,
    cubital y mediano, junto con la arteria humeral atraviesan la articulación del codo con
    estrecha proximidad a los componentes óseos.

  • DIAGNOSTICO RX AP, lateral y oblicua de codo de buena calidad para apreciar los trazos intraarticulares, la conminución y el desplazamiento de los fragmentos
    TRATAMIENTO La mayor parte de las fracturas del extremo distal del humero requieren fijación quirúrgica.
  • CLASIFICACIÓN La clasificación más empleada es la de Mason modificada que combina el trazo de fractura, el grado de desplazamiento y el bloqueo articular:
    Tipo l: fractura de cabeza o cuello no desplazada o con desplazamiento < 2 mm que no limita la prono-supinación
    Tipo ll: : fractura de cabeza o cuello con desplazamiento > 2 mm que bloquea la prono- supinación
    Tipo lll: fractura conminuta de la cabeza o cuello de radio. A su vez, cada uno de estos tipos puede estar asociado a una luxación posterior de codo, un desgarro del ligamento interóseo del antebrazo ( lesión de Essex-Lopresti), a una fractura de cúbito proximal o a una fractura de coronoides.
  • CLÍNICA Y EF
    Deformidad evidente, dolor, crepitación..
    Puede asociar lesiones nerviosas por lo que se deben explorar el nervio mediano,
    cubital y radial.
    Se deben explorar tanto desde punto de vista clínico como radiográfico las
    articulaciones proximales y distales del antebrazo para descartar lesiones asociadas.
    La piel debe explorarse para descartar que sean fracturas abiertas.
  • FRACTURAS DEL EXTREMO DISTAL DEL RADIO
    GENERALIDADES
    Representan entre 10-25% de todas las fracturas.
    Es la lesión ósea más frecuente de la extremidad superior.
    La mayoría de los pacientes son mujeres posmenopáusicas, de hecho, una fractura
    osteoporótica de radio distal se asocia con una frecuencia cuatro veces mayor de sufrir otra fractura (de cadera, columna etc.).
    MECANISMO LESIONAL Caida sobre la mano en extensión, accidental en mujeres postmenopaúsicas o tras accidente laboral o de tráfico en jóvenes.
    CLINICA Y EF
    Deformidad en “dorso de tenedor”.
    Deformidad en “bayoneta”.
    Crepitación, tumefacción, hematomas..
    Siempre se debe completar la exploración neuro-vascular distal.
  • TRATAMIENTO La mayoría de los médicos consideran este tipo de lesiones un grupo de fracturas de buen pronóstico. S.e. se trata de lesiones muy complejas y con pronóstico variable que han sido y son objeto de muy diversos tratamientos. Antes de decidir el tratamiento se deben tener en cuenta factores como la edad, enfermedades asociadas, la ocupación etc.
    Como norma general el tratamiento de las fracturas de radio distal será:
    CONSERVADOR: en fracturas estables. Se realiza reducción bajo anestesia local
    tras maniobras de tracción, desviación palmar y cubital, y se inmoviliza con yeso braquio-palmar (6 semanas). Precisan controles RX tempranos para descartar desplazamientos secundarios. En pacientes muy ancianos con fracturas no desplazadas de radio distal se puede inmovilizar con férula antebraquial (4 semanas) si sus necesidades funcionales son muy básicas.
    QUIRÚRGICO. En fracturas inestables, según los criterios descritos anteriormente. Existen diversas modalidades de fijación: agujas percutáneas, fijadores externos, placas volares o dorsales. Las fracturas de Goyrand-Smith( fracturas de radio distal con fragmento volar ) presentan una gran dificultad para mantener la reducción con yesos, por lo que casi siempre son quirúrgicas.
  • FRACTURAS DE ESCAFOIDES
    GENERALIDADES La principal irrigación vascular del escafoides penetra por su tercio distal. Esto condiciona la precaria vascularización del extremo proximal, su tendencia a la pseudoartrosis y la necrosis del polo proximal.
    MECANISMO LESIONAL Traumatismos sobre la mano en dorsiflexión marcada y desviación radial, sobretodo por accidentes deportivos o de trafico en personas jóvenes.
    CLÍNICA Y EF
    • Se debe sospechar una fractura de escafoides ante la presencia de dolor en la
    tabaquera anatómica, a la palpación de la cara palmar a nivel de la eminencia tenar, y cuando asocia tumefacción en el margen radial de la muñeca en un paciente con
    traumatismo típico.
  • fracturas de Miembro superior

    1. 1. FRACTURAS DE LA EXTREMIDAD SUPERIOR
    2. 2. FRACTURAS DE CLAVICULA • Lesiones frecuentes 4-10% en el adulto. • Localización de fractura: más frecuente tercio medio (80%), tercio lateral (15%) y tercio medial (5%) • Por la superficie inferior del tercio proximal pasan los vasos subclavios y el plexo braquial.
    3. 3. • MECANISMO LESIONAL: Caída con traumatismo directo sobre el hombro, típico de ciclistas. • CLASIFICACIÓN: Divide la clavícula en tercios: medial, tercio medio y lateral.
    4. 4. CLÍNICA Y EXPLORACIÓN FISICA (EF) – Actitud antiálgica con el brazo lesionado sostenido junto al cuerpo. – Deformidad, crepitación y dolor en el foco de fractura (clínica traumática habitual). – En las fracturas de tercio medio el peso del miembro desplaza el fragmento lateral hacia abajo y el fragmento medial hacia arriba traccionado por el esternocleidomastoideo. – Siempre se debe completar la exploración neuro-vascular distal.
    5. 5. DIAGNOSTICO – RX convencionales AP que incluya el humero proximal – Si se sospecha compromiso vascular se debe realizar arteriografía (poco frecuente)
    6. 6. TRATAMIENTO – La mayoría de las fracturas se manejan mediante un soporte de hombro en cabestrillo ó vendaje en “8” durante 4 semanas. – La reducción, cuando se consigue, resulta difícil de mantener por las numerosas inserciones musculares que actúan sobre la clavícula.
    7. 7. INDICACIONES DE CIRUGÍA – Fracturas abiertas – Lesión neuro-vascular asociada – Compromiso cutáneo – Fractura asociada de escápula – Pseudoartrosis – Fractura bilateral
    8. 8. FRACTURA DE ESCÁPULA – <1% de todas las fracturas, protección de la cavidad torácica por delante, la gruesa envoltura muscular por detrás. – La movilidad del hombro depende de las articulaciones gleno-humerales y escapulo-toracica. – A menudo se reconocen tardíamente, permanecen ocultas en las RX por la superposición de estructuras torácicas. – Localización de la fractura:
    9. 9. • MECANISMO LESIONAL: Traumatismos de alta energía, accidentes de tráfico. • CLÍNICA Y EXAMEN FISICO: no son diagnosticadas en su presentación inicial porque apenas presentan ni tumefacción ni deformidad si no están desplazadas.
    10. 10. DIAGNÓSTICO • Se deben obtener RX AP escapular estricta y proyecciones lateral
    11. 11. TRATAMIENTO – La mayoría de las fracturas de escápula pueden manejarse ortopédicamente con un cabestrillo que sujete el peso del brazo y lo fije el tórax hasta la consolidación (3-4 semanas). – El tratamiento quirúrgico rara vez está indicado. • INDICACIONES DE CIRUGÍA: – Grandes desplazamientos de la fractura – Hombro flotante
    12. 12. FRACTURAS DE EXTREMO PROXIMAL DEL HUMERO • son frecuentes, son el 5% de todas las fracturas del adulto. • El húmero proximal constituido: troquiter, troquín, cabeza humeral y diáfisis. • El cuello quirúrgico es la zona distal a los troquiteres. zona de adelgazamiento cortical susceptible a fracturas. • La irrigación de la cabeza humeral depende de la arteria circunfleja anterior, por lo que su lesión por el propio traumatismo o por la cirugía determina la necrosis de la cabeza humeral.
    13. 13. MECANISMO LESIONAL • Traumatismos de baja energía por caída sobre el costado o sobre la mano extendida la causante de la fractura. • Traumatismos de alta energía.
    14. 14. CLÍNICA – Actitud antiálgica. – Dolor, crepitación y deformidad. – Equimosis extensa que involucra la cintura escapular y la región torácica. – Descartar siempre lesión neuro-vascular sobretodo en traumatismos de alta energía con gran desplazamiento – El pulso asimétrico y la expansión regional del hematoma indican la necesidad de completar el estudio mediante arteriografía. – El déficit neurológico más frecuente es la neuroapraxia del axilar o circunflejo
    15. 15. DIAGNÓSTICO – La RX AP del hombro y Rx lateral de escápula. – El TAC de urgencia es de gran valor para determinar el número de fragmentos y su desplazamiento.
    16. 16. CLASIFICACIÓN Clasificación de Neer: se basa en la identificación de uno, dos, tres o cuatro fragmentos y en la presencia de desplazamiento de uno o varios fragmentos. Se considera que un fragmento está desplazado cuando la separación resulta > 1 cm o la angulación > 45o. El número de líneas de fracturas no se tiene en cuenta en caso de que los fragmentos no se encuentren desplazados.
    17. 17. TRATAMIENTO • El tratamiento conservador: inmovilización de la extremidad en una posición que las fuerzas deformantes sean mínimas, permitiendo que los fragmentos no sufran tracción por las inserciones musculares. Lo ideal es mantener el brazo en addución y en discreta rotación interna, con el codo flexionado y sobre la cara anterior del torax. • La instauración de tratamiento fisioterápico temprano a las 3 semanas conduce a buenos resultados funcionales.
    18. 18. FRACTURAS DE LA DIAFISIS HUMERAL – 3% de todas las fracturas. – Traumatismos violentos y caidas. – Las producidas por accidentes de alta energía en un alto % son abiertas.
    19. 19. • MECANISMO LESIONAL trauma directo trauma indirecto (caidas ) • CLÍNICA Y EXAMEN FISICO – Dolor, deformidad, crepitación. – Completar SIEMPRE la exploración neuro-vascular distal, sobretodo el n. radial y valorar las partes blandas para descartar que se trate de fractura abierta.
    20. 20. DIAGNOSTICO • RX AP y Lateral incluyendo la epífisis proximal como la distal del humero.
    21. 21. TRATAMIENTO • Los tratamientos clásicos de las fracturas de humero han ido evolucionando pasando por distintos tipos de inmovilizaciones como los yesos colgantes, las férulas de coaptación en “U”, los yesos funcionales de Sarmiento, los vendajes de Vellpeau.
    22. 22. INDICACIONES CIRUGÍA – Politraumatizados – Fracturas abiertas – Codo y hombro flotante – Lesión vascular – Fracturas con extensión intraarticular asociada – Neuroapraxia radial después de la manipulación – Fracturas transversas – Fracaso del tratamiento cerrado
    23. 23. FRACTURAS DE LA EXTREMIDAD DISTAL DEL HUMERO La evolución funcional satisfactoria, de las fracturas que comprenden la articulación del codo depende de la estabilidad y la recuperación temprana de los movimientos.
    24. 24. CLASIFICACIÓN • Fracturas extraarticulares: – Fracturas de los epicóndilos: raras. En la mayoría de los casos el desplazamiento es mínimo y el tratamiento consiste en inmovilización con férula 3 semanas y fisioterapia precoz. Indicaciones de cirugía: desplazamiento importante, interposición del fragmento en la articulación o lesión de tejidos blandos asociada que determine inestabilidad del codo.
    25. 25. • Fracturas supracondíleas: son infrecuentes en el adulto. Si no están desplazadas (el ángulo condilo-diafisario normal es de 45o y se acepta una pérdida de dicho ángulo de 20o) el tratamiento ortopédico con férula puede dar resultados satisfactorios. la mayoría están desplazadas ó anguladas y deben ser tratadas quirúrgicamente mediante osteosíntesis con placa.
    26. 26. Fracturas intraarticulares: • Fracturas de cóndilo humeral: el trazo de fractura discurre en el plano coronal y origina un fragmento articular libre dentro de la articulación por lo que el tratamiento es quirúrgico. Sólo se aprecian en RX laterales.
    27. 27. • Fracturas supra-intercondíleas: frecuentes. El tratamiento de elección consiste en reducción abierta y osteosíntesis con placas para conseguir una reducción anatómica estable y movilizar precozmente.
    28. 28. • MECANISMO LESIONAL Traumatismo indirectos por caídas sobre la mano, traumatismo directos asociando lesión de partes blandas. • CLÍNICA – Dolor, deformidad, crepitación – Las fracturas de epicondilos pueden presentar lesión de partes blandas si se asocia luxación de codo. – Se debe descartar siempre lesión neuro-vascular. Los tres nervios principales, radial, cubital y mediano, junto con la arteria humeral atraviesan la articulación del codo.
    29. 29. • DIAGNOSTICO RX AP, lateral y oblicua de codo. • TRATAMIENTO Fijación quirúrgica.
    30. 30. FRACTURAS DE CABEZA DE RADIO Representan el 20-30% de las fracturas del codo. • MECANISMO LESIONAL Traumatismos indirectos al caer sobre la mano en extensión. • CLÍNICA – Es típico el dolor selectivo a la palpación de la cabeza de radio, que se acentúa con la prono-supinación.
    31. 31. DIAGNÓSTICO • RX AP y lateral de codo
    32. 32. CLASIFICACIÓN La más empleada es la de Mason modificada que combina el trazo de fractura, el grado de desplazamiento y el bloqueo articular: – Tipo l: fractura de cabeza o cuello no desplazada o con desplazamiento < 2 mm que no limita la prono-supinación – Tipo ll: : fractura de cabeza o cuello con desplazamiento > 2 mm que bloquea la prono-supinación – Tipo lll: fractura conminuta de la cabeza o cuello de radio.
    33. 33. TRATAMIENTO • CONSERVADOR: en tipo l. Se inmoviliza la extremidad con una férula posterior durante 2-3 semanas. • QUIRÚRGICO: los tipos ll y lll. Recordad que si afecta >1/3 del diámetro de la cabeza o está desplazado >2mm existe indicación de osteosíntesis.
    34. 34. FRACTURAS DE OLECRANON • MECANISMO LESIONAL Impacto directo sobre el olécranon con el codo en flexión. • CLÍNICA Y EXAMEN FISICO o Dolor, tumefacción, edema sobre el olécranon o Palpación de un surco en el lugar de la fractura o Impotencia para extensión de codo contra gravedad • DIAGNOSTICO RX AP y lateral de codo • TRATAMIENTO – Fracturas no desplazadas: tratamiento conservador con férula braquio-palmar con el – codo a 45-90o de flexión ( 3-4 semanas). – Fracturas desplazadas: tratamiento quirúrgico
    35. 35. FRACTURAS DIAFISARIAS DE RADIO Y CÚBITO • MECANISMO LESIONAL Impacto directo al antebrazo • CLÍNICA Y EXAMEN FISICO – Deformidad evidente, dolor, crepitación. – Puede asociar lesiones nerviosas por lo que se deben explorar el nervio mediano, cubital y radial. – La piel debe explorarse para descartar que sean fracturas abiertas.
    36. 36. • DIAGNÓSTICO RX AP y lateral de antebrazo incluyendo codo y muñeca. • CLASIFICACIÓN Se basa en criterios descriptivos como: – Localización de la fractura: Tercio proximal, medio y distal – Trazo de la fractura: transversal simple o con tercer fragmento, oblicua.. – Afectación de radio, de cúbito o de ambos. • TRATAMIENTO – Fracturas no desplazadas: inmovilización con yeso o férula braquio-palmar en 90º de flexión de codo y en posición neutra de prono-supinación (3-4 semanas). – Fracturas desplazadas: tratamiento quirúrgico mediante osteosíntesis con placa.
    37. 37. FRACTURAS DEL EXTREMO DISTAL DEL RADIO • 10-25% de todas las fracturas. • Es la lesión ósea más frecuente de la extremidad superior. • MECANISMO LESIONAL Caida sobre la mano en extensión • CLINICA Y EXAMEN FISICO • Deformidad en “dorso de tenedor”. • Crepitación, tumefacción, hematomas. • Se debe completar la exploración neuro-vascular distal. • DIAGNÓSTICO RX AP y lateral de muñeca
    38. 38. CLASIFICACIÓN Existen diversas clasificaciones, una de las más sencillas para la atención en urgencias es la Clasificación universal de la Clínica Mayo: – Tipo l: fractura extraarticular no desplazada – Tipo ll: fractura extraarticular desplazada – Tipo lll: fractura intraarticular no desplazada – Tipo lV: fractura intraarticular desplazada
    39. 39. TRATAMIENTO – CONSERVADOR: en fracturas estables. Se realiza reducción bajo anestesia local tras maniobras de tracción, desviación palmar y cubital, y se inmoviliza con yeso braquio-palmar (6 semanas). Precisan controles RX tempranos para descartar desplazamientos secundarios – QUIRÚRGICO. En fracturas inestables, según los criterios descritos anteriormente. Existen diversas modalidades de fijación: agujas percutáneas, fijadores externos, placas volares o dorsales.
    40. 40. FRACTURAS DE ESCAFOIDES La principal irrigación vascular del escafoides penetra por su tercio distal. Esto condiciona la precaria vascularización del extremo proximal, su tendencia a la pseudoartrosis y la necrosis del polo proximal. • MECANISMO LESIONAL Traumatismos sobre la mano en dorsiflexión marcada y desviación radial. • CLÍNICA Y EXAMEN FISICO • Sospechar una fractura de escafoides ante la presencia de dolor en la tabaquera anatómica, a la palpación de la cara palmar a nivel de la eminencia tenar, y cuando asocia tumefacción en el margen radial de la muñeca en un paciente con traumatismo típico.
    41. 41. • DIAGNÓSTICO RX AP, lateral de muñeca y proyección de sneck para escafoides ( con puño cerrado y muñeca en desviación cubital). • CLASIFICACIÓN En líneas generales se basa en: – Localización de la fractura: polo proximal, medio o distal – Trazo de fractura: transverso, oblicuo.. Existen datos que orientan a que se trate de fractura inestable de escafoides: – Fractura completa de ambas corticales – De trazo vertical – Con desplazamiento de los fragmentos – Conminución
    42. 42. TRATAMIENTO Ante la ausencia de imagen RX de fractura y con persistencia de dolor en tabaquera anatómica se debe inmovilizar con yeso antebraquial que incluya la articulación del pulgar y repetir las RX a los 10-15 días. Si se diagnostica una fractura de escafoides hay que valorar si es estable o no: • TRATAMIENTO CONSERVADOR: en fracturas estables. Se inmoviliza con yeso braquio-palmar incluyendo la articulación del pulgar en posición de oposición (12 semanas aproximadamente). • TRATAMIENTO QUIRÚRGICO: en fracturas inestables. Osteosíntesis con tornillos.

    ×