Internet: La Nueva Sala de Redacción
                             Por Noel Hernández Ramos




Con la aparición de Interne...
que el poder de comunicar dejó de ser algo lejano para las personas comunes,
ahora es real y tangible, todos podemos ser a...
impliquen un esfuerzo adicional es algo que ya se está haciendo, y aquellos que
estén mejor capacitados en la materia sin ...
Próxima SlideShare
Cargando en…5
×

Comentario

365 visualizaciones

Publicado el

Publicado en: Noticias y política
0 comentarios
0 recomendaciones
Estadísticas
Notas
  • Sé el primero en comentar

  • Sé el primero en recomendar esto

Sin descargas
Visualizaciones
Visualizaciones totales
365
En SlideShare
0
De insertados
0
Número de insertados
2
Acciones
Compartido
0
Descargas
1
Comentarios
0
Recomendaciones
0
Insertados 0
No insertados

No hay notas en la diapositiva.

Comentario

  1. 1. Internet: La Nueva Sala de Redacción Por Noel Hernández Ramos Con la aparición de Internet la velocidad con la que viajan las noticias superó la capacidad de informar que tradicionalmente poseían los medios de comunicación. Las salas de redacción parecen quedarse obsoletas, la rutina diaria de salir a la calle y regresar por la tarde a escribir o editar la noticia se ve avasallada por esta gran sala de redacción que constituye la Internet. Internet llegó tan rápido que no dio tiempo a los medios de comunicación y a los periodistas de ajustarse con igual ritmo a esa extensa plataforma de comunicación. Nos llevó hacia una nueva era de la información diluyendo aún más el interés noticioso que las personas satisfacían tradicionalmente, con los diarios, telenoticieros, revistas especializadas, radio-noticieros, etc. ¿Hoy día para qué sirve internet? Las funcionalidades son diversas y no todo está dicho aún. Con Internet podemos crear nuestros propios espacios de comunicación, como elaborar nuestra propia web o crear más fácilmente un blog, también podemos abrir una cuenta en cualquier red social que elijamos, en fin la oportunidad de ocupar un espacio en esta extensa plataforma es real y todos podemos tener acceso a ella. ¿Para qué? para hacer negocios, informarnos, compartir información, entretenernos, comprar, investigar, divulgar, educarnos, comunicarnos, cargar y descargar archivos, crear álbumes fotográficos, enviar correos, apostar, recolectar fondos, conocernos, hacer video llamadas, ver videos, etc. todo y cuanto podamos hacer e imaginar ahora lo hacemos también en la red. Algunas redes sociales como Faceebok y Twitter se han convertido en una agenda importante de información e intercambio. Algunos medios, en la red, como la BBC, informaron recientemente que Faccebok contaba con más de 400 millones de usuarios, y en El Clarín se informaba recientemente esta otra noticia: “La red Twitter superó los 100 millones de usuarios”. Las razones de este éxito saltan a la vista y aunque muchos nos resistamos a ser parte de estas redes, tarde o temprano terminamos por dejarnos seducir. Y es
  2. 2. que el poder de comunicar dejó de ser algo lejano para las personas comunes, ahora es real y tangible, todos podemos ser artífices de nuestros propios espacios en la red para opinar, expresar, informar y compartir, así como para acceder a herramientas tecnológicas de fácil manejo que nos permiten personalizar nuestra presencia en ella. Por lo que ahora internet transformó el papel de los receptores y los convirtió en editores de una gran sala de redacción virtual. Esta realidad impone grandes retos para el periodismo, en especial para el de los medios de comunicación escritos, quienes compiten en la red por captar el interés de los navegantes a través de un universo inmenso de sitios web que brindan todo tipo de información. Con internet el receptor pasivo de los medios de comunicación ha muerto. Los medios de comunicación en la red ahora están más expuestos al escrutinio de las personas, que es de donde provienen las fuentes de información de los periodistas, la falta de balance informativo, la inexactitud de datos, los errores ortográficos y muchos otros aspectos pueden ser señalados más fácilmente y casi al instante de que una información es actualizada en la página web de un diario, por tanto el nivel de auto-exigencia periodística debe ser aún mayor. Por otra parte la incursión de los grandes medios de comunicación y los periodistas independientes, en la red, está cambiando la manera de hacer periodismo. Hay nuevos retos, ahora el periodista, al igual que lo hacen millones de usuarios en la red, tendría que hacer uso de herramientas multimedia para ofrecer una información menos lineal a la que estaba acostumbrado a hacer en un diario impreso o en un telenoticiero. Ahora se habla de un periodista multimedia que sea capaz de trabajar para la edición impresa del día siguiente, enviar notas breves para actualizar el sitio web, subir audios o videos de las entrevistas que desarrolla o imágenes que refuercen el contenido de la información, con lo cual se puede hasta triplicar la carga de trabajo de los periodistas. Esto sin duda planta una contradicción en con las formas de trabajar que actualmente existe en los medios de comunicación porque resta funciones a otros, como camarógrafos, fotógrafos y diseñadores, y se las añade al periodista, pero para eso es el internet las cosas se vuelven menos complejas y aunque
  3. 3. impliquen un esfuerzo adicional es algo que ya se está haciendo, y aquellos que estén mejor capacitados en la materia sin duda serán sobresalientes. En Nicaragua pocos medios de comunicación escritos apenas están dando pasos para difundir contenidos periodísticos en internet con ese sentido de multimedia, se deben seguir desarrollando nuevas formas de comunicación para captar la atención de los navegadores cuyos intereses se expanden con las bondades de internet, dejando atrás esa forma horizontal de hacer periodismo. La revolución tecnológica ofrece un abanico de oportunidades e innovaciones sobre mucha de las cuales no son aprovechadas por los medios locales. Los públicos, cada vez más fragmentados están desbordados de información, pero no toda información es noticia por ello los medios de comunicación deben avanzar en la búsqueda de un nuevo lenguaje innovador de la misma manera que lo hacen, por ejemplo, las redes sociales. A pesar de todo los medios de comunicación y los periodistas, cuentan con un valor que muchos sitios web no tienen, y que han construido a través de muchos siglos de historia y trabajo: credibilidad, lo cual los dota de un valor distinto al de la gran mayoría de sitios web, los que deben construir su propia credibilidad.

×