“La chiquita piconera”
La triste historia de amor del pintor Julio romero
de torres y su famosa modelo
Rafael de León
Cant...
La chiquita piconera (Rafael de León)
Musica de Manuel Quiroga Musica de Manuel Quiroga
I
El pintor la respetaba
lo mismo ...
La más bella de todas las cosas?
El amor
La Chiquita Piconera
La Chiquita Piconera
La Chiquita Piconera
La Chiquita Piconera
La Chiquita Piconera
La Chiquita Piconera
La Chiquita Piconera
La Chiquita Piconera
La Chiquita Piconera
La Chiquita Piconera
La Chiquita Piconera
La Chiquita Piconera
La Chiquita Piconera
La Chiquita Piconera
La Chiquita Piconera
La Chiquita Piconera
La Chiquita Piconera
La Chiquita Piconera
La Chiquita Piconera
La Chiquita Piconera
La Chiquita Piconera
La Chiquita Piconera
La Chiquita Piconera
La Chiquita Piconera
La Chiquita Piconera
Próxima SlideShare
Cargando en…5
×

La Chiquita Piconera

776 visualizaciones

Publicado el

1 comentario
1 recomendación
Estadísticas
Notas
  • Extraordinaria presentación y recreación de la obra de Julio Romero. acompañada por esta hermosa copla. Gran sorpresa!!!!
    Fue en un viaje a Andalucía donde me entusiasmé con las coplas.
       Responder 
    ¿Estás seguro?    No
    Tu mensaje aparecerá aquí
Sin descargas
Visualizaciones
Visualizaciones totales
776
En SlideShare
0
De insertados
0
Número de insertados
16
Acciones
Compartido
0
Descargas
13
Comentarios
1
Recomendaciones
1
Insertados 0
No insertados

No hay notas en la diapositiva.

La Chiquita Piconera

  1. 1. “La chiquita piconera” La triste historia de amor del pintor Julio romero de torres y su famosa modelo Rafael de León Canta Concha Piquer Música de Manuel Quiroga
  2. 2. La chiquita piconera (Rafael de León) Musica de Manuel Quiroga Musica de Manuel Quiroga I El pintor la respetaba lo mismo que algo sagrao y su pasión le ocultaba porque era un hombre casao. Ella lo camelaba con alma y vía hechisá por la magia de su paleta y al igual que una llama se consumía en aquella locura negra y secreta. ESTRIBILLO Y cuando de noche Córdoba dormía... y era como un llanto la fuente del Potro, una voz decía: ¡Ay, chiquita piconera, mi piconera chiquita! Esta carita de cera a mí el sentío me quita. Te voy pintando, pintando ar laíto der brasero y a la vez me voy quemando de lo mucho que te quiero. ¡Várgame San Rafael, tener el agua tan cerca y no poderla bebé! II Ella rompió aquel cariño y le dio un cambio a su vía, y el pintor iguá que un niño lloró al mirarla perdía. Y cambió hasta la línea de su pintura, y por calles y plazas lo vió la gente deshojando la rosa de su amargura como si en este mundo fuera un ausente. ESTRIBILLO Y cuando de noche Córdoba dormía... y era como un llanto la fuente del Potro, el pintor gemía: ¡Ay, chiquita piconera, mi piconera chiquita! Toa mi vía yo la diera por contemplar tu carita. Mira tú si yo te quiero que sigo y sigo esperando ar laíto der brasero para seguirte pintando. ¡Várgame la Soleá, haber querío orvidarte y no poderte orviá!
  3. 3. La más bella de todas las cosas? El amor

×