Durante su primera infancia el niño está centrado en símismo, quiere todo de inmediato sin importarle ni losdemás ni lo qu...
El surgimiento, en el niño, de una conciencia de las normas, se podráobservar cuando da razones como por ejemplo que no ha...
Elementos para la DiscusiónLas siguientes preguntas los llevan areflexionar sobre las relaciones que cada unovivió de niño...
Elementos para la reflexiónSobre la necesidad de establecer normasSi el echo de ser sujetos sociales, y de estar siempre e...
Aceptación de las normasLos niños y adolecentes aceptan las normas cuando:• Provienen de quien se a ganado la autoridad a ...
   Carácter obligatorio de las normas Una de las características básicas de las normas  es que han sido dadas para ser ...
   Es fundamental que el niño o adolecente    conozca claramente cuales son las    consecuencias de sus actos; que lo que...
Las normas son positivas-No violentan.     cuando:-Permiten la posibilidad de corregir y acertar.-Se comunican y se explic...
El Principio de autoridadUn sano principio implica un criterio que sea capaz de imponerse  en un momento dado por el bien ...
REFLEXIONEMOSCuando establecemos normas para nuestros hijos o alumnos…•   ¿En función de qué lo hacemos?•   ¿Para evitarno...
RECORDEMOSLa norma es una restricción que organiza el proceso de socialización en el niño.Esta debe producirse antes de la...
Es muy difícil establecer en que momento el niño entiende una norma, lo que sí es claro es que el niño nace sin hábitos de...
Próxima SlideShare
Cargando en…5
×

Escuela de padres 1

387 visualizaciones

Publicado el

Publicado en: Educación
0 comentarios
0 recomendaciones
Estadísticas
Notas
  • Sé el primero en comentar

  • Sé el primero en recomendar esto

Sin descargas
Visualizaciones
Visualizaciones totales
387
En SlideShare
0
De insertados
0
Número de insertados
4
Acciones
Compartido
0
Descargas
1
Comentarios
0
Recomendaciones
0
Insertados 0
No insertados

No hay notas en la diapositiva.

Escuela de padres 1

  1. 1. Durante su primera infancia el niño está centrado en símismo, quiere todo de inmediato sin importarle ni losdemás ni lo que le conviene. En este momento de la vidalas normas sólo tienen sentido como algo externo dadopor los padres para regular, por un lado, la convivenciacon los demás y por el otro, lo que le conviene al niño. Deesta manera comienza a aprender estos límites por sísolo, a distinguir lo que debe y no debe hacer.Las razones que mueven a un niño a actuarcorrectamente, no son propiamente morales. Los motivospara cumplir con las reglas son: el miedo al castigo, a lasanción, o el temor a perder algún privilegio o a que losadultos se pongan bravos. Poco a poco irá entendiendo oasimilando razones.
  2. 2. El surgimiento, en el niño, de una conciencia de las normas, se podráobservar cuando da razones como por ejemplo que no hace algo por respetoa los demás, que algo no es de él y por eso no lo debe tomar, porque noquiere hacer daño a otro y otras razones de este estilo.Es obvia la extraordinaria importancia que tienen los padres en la formaciónde esta conciencia del por qué de las acciones, que va desde la apropiaciónde las simples normas de convivencia y de conveniencia, hasta la de lasnormas de contenido más específicamente basadas en valores morales.Para darnos cuenta de esto es importante reflexionar sobre nuestra propiahistoria personal, y reconstruir los aspectos significativos de este complejoproceso que nos sirven para iluminar nuestros criterios actuales comopadres frente a nuestros hijos.
  3. 3. Elementos para la DiscusiónLas siguientes preguntas los llevan areflexionar sobre las relaciones que cada unovivió de niño con sus padres en el proceso deconstrucción de las normas.1.- ¿Qué situaciones “sacaban de quicio” amis padres en su relación conmigo?-¿Qué hace mi hijo para llevarme a perder lapaciencia con él?
  4. 4. Elementos para la reflexiónSobre la necesidad de establecer normasSi el echo de ser sujetos sociales, y de estar siempre en vías de formación y crecimiento, hace necesario que cumplamos ciertos requisitos que nos permitan la convivencia, con mayor razón los niños que están indicando este proceso.Así las normas son necesarias porque:• Son límites que organizan las acciones en la forma de comer, de comportarse, de relacionarse con los demás.• Canalizan la energía del principio del placer.• Establecen los principios de convivencia del niño con el grupo familiar, y con el de sus compañeros.• Ayudan en el proceso de independencia y autonomía.• Posibilitan el crecimiento personal.• Permite que el niño se reconozca como persona única y distinta, al actuar como debe por conciencia propia y no por que lo obligan.Facilitan el disfrute de la vida.
  5. 5. Aceptación de las normasLos niños y adolecentes aceptan las normas cuando:• Provienen de quien se a ganado la autoridad a través del afecto, la justicia y la confianza.• Se transmiten con seguridad, claridad, y congruencia.• Son comprensibles y están de acuerdo con sus necesidades.• Permiten el intercambio de puntos de vista, desarrollando en el niño y el adolescente la capacidad de ponerse en el lugar del otro, de analizar y cuestionar, sin que por ello falte firmeza y seguridad en la transmisión de la norma.• Aumenta la conciencia de la libertad al saber que hacen las cosas que se deben hacer por decisión propia.
  6. 6.  Carácter obligatorio de las normas Una de las características básicas de las normas es que han sido dadas para ser cumplidas obligatoriamente; se debe prever un correctivo, en caso de incumplimiento y como consecuencia de la ruptura de un acuerdo o compromiso aceptado previa y mutuamente. Por ejemplo: una familia puede existir la norma de que los niños solo pueden salir a jugar después de haber echo las tareas y la sanción, en caso de incumplimiento es la de no salir a jugar al día siguiente. De esta manera el niño entiende que el incumplimiento de una norma trae consigo una consecuencia, que es el correctivo.
  7. 7.  Es fundamental que el niño o adolecente conozca claramente cuales son las consecuencias de sus actos; que lo que se quiere corregir es una falta, y que por ello no disminuye el afecto hacia el; esto aumenta la confianza hacia sus padres y hacia si mismo. De esta manera es clave transmitir el espíritu de la norma, ya que si el niño o adolecente no la entiende, ni le ve su beneficio, ni la interioriza, ni la cumple. La razón de ser de la norma, es pues, la convivencia para el sujeto y para el grupo.
  8. 8. Las normas son positivas-No violentan. cuando:-Permiten la posibilidad de corregir y acertar.-Se comunican y se explican con claridad.-Permiten el desarrollo de la organización y la autonomía.Las normas son sabias cuando:-Son justas y comprensibles.-Se asimilan como algo propio, de conveniencia para la persona.Las normas son eficaces cuando:-Se comprenden y en consecuencia se interiorizan.
  9. 9. El Principio de autoridadUn sano principio implica un criterio que sea capaz de imponerse en un momento dado por el bien del niño o del adolecente.La autoridad exige obediencia, pero no por esto debe confundírsela con alguna forma de poder o violencia. Toda forma sana de autoridad, para obtener obediencia, debe excluir cualquier forma de fuerza o coacción externa.Por esto se puede decir que la autoridad falla cuando hay necesidad de la fuerza, como ene l caso del autoritarismo, que es la ausencia de autoridad. Puede derivarse de lo dicho que la autoridad se gana.Exige, en el caso de los padres y maestros, que se hagan respetables, es decir dignos de respeto por parte de sus hijos o alumnos para no tener que imponer sus autoridad a la fuerza, o mejor, para que no tenga que recurrir a la fuerza porque pierde su autoridad.
  10. 10. REFLEXIONEMOSCuando establecemos normas para nuestros hijos o alumnos…• ¿En función de qué lo hacemos?• ¿Para evitarnos molestias?• ¿Para inculcar hábitos de comportamiento social?• ¿Para inculcar en ellos valores morales?Cuando un niño renuncia a su mal comportamiento y obedece…• ¿A cambio de qué lo hace?• ¿Le ofrecemos alternativas?• ¿Son esas alternativas consecuentes con lo que
  11. 11. RECORDEMOSLa norma es una restricción que organiza el proceso de socialización en el niño.Esta debe producirse antes de la individualización, así como el ejercicio de la libertad no puede comenzar antes de que se hayan impuesto y aceptado ciertas restricciones, porque…“Se puede vivir de muchos modos pero hay modos que no dejan vivir”.F. Savater., Ética para Amador.
  12. 12. Es muy difícil establecer en que momento el niño entiende una norma, lo que sí es claro es que el niño nace sin hábitos de organización, ni normatividad para la socialización.Para que los buenos hábitos, y los usos para la convivencia con otros se generen en un principio, es necesario la constricción externa; porque a los niños siempre se les deben decir las razones de las acciones y de los limites, habrá momentos en que el niño necesita que le marquen el punto hasta donde puede llegar. Esto debe hacerse con sabiduría y prudencia por parte de los padres o maestros, de tal

×