1
Asesora: Dra. Maricarmen Montenegro
Nombre del alumno: Sócrates Manuel López Moya
MÓDULO II CLÍNICA
LA ATENCIÓN PSICOLÓG...
2
MARCO TEÓRICO
Juventud
La Asamblea General de las Naciones Unidas define a los jóvenes como las
personas entre los 15 y ...
3
Es una época de profundos cambios en todos los órdenes, que marca el final de la
niñez y el comienzo de la adultez. Los ...
4
Kurt Lewin, psicólogo de la primera escuela de la Gestalt de Alemania; estaba
convencido que todos los fenómenos psicoló...
5
¬Tendencia grupal.
¬Evolución del pensamiento concreto al abstracto.
¬Manifestaciones y conductas sexuales con desarroll...
6
Artasanchez (1999), menciona que uno de los mayores enigmas que existen es la
relación del hombre con su vida y, consecu...
7
El suicidio se ha calificado clínicamente como un acto psicótico, es decir, como
una conducta desorganizada y/o una pérd...
8
e) Un proceso interno para justificarse a sí mismo el suicidio y por lo tanto el
manejo y apertura de un canal entre el ...
9
acromática) y sin ninguna instrucción adicional se les pide a los sujetos que
expresen lo que las manchas les sugieren, ...
10
El tema más frecuente que motiva a los adolescentes a intentar suicidarse es “los
problemas en su casa”, principalmente...
11
un estado de alerta y proporcionarles la atención médica y psicológica lo antes
posible, dado que el tener un intento d...
12
(Chávez-Hernández et al, 2008)
No todos los jóvenes que han vivido situaciones difíciles intentan suicidarse.
Algunos d...
13
distorsionados asociados a situaciones específicas y actitudes desadaptativas
relacionadas con el objeto de intervenció...
14
–El aumento de la tolerancia a la ansiedad. Parte de que el dolor y el malestar
forman parte de la vida y el hecho de n...
15
de un modelo que trata de comprender y encuadrar el comportamiento individual
(que deja de ser el foco principal de int...
16
Las personas que cuentan con mayores recursos psicológicos internos, así como
más recursos externos, como serían los de...
17
recolectadas rutinariamente por las instancias oficiales a través del certificado de
defunción. En el caso del intento ...
18
mayor de hombres que de mujeres suicidas, con una edad promedio de la gente
joven entre los 15 y los 25 años de edad.
S...
19
Terapia Cognitivo Conductual (TCC)
Se reconoce habitualmente que toda intervención de terapia cognitiva incluye
técnica...
20
llamadas “terapias con apoyo empírico” se desprenden de allí, siendo en su
mayoría terapias son cognitivo-conductuales....
21
opiáceos.
En conclusión, conocer qué tratamientos psicológicos concretos son más
efectivos para el problema que nos afe...
22
México, D.F. Tel.: 01 (55) 5255 9600. Información proporcionada por la Psi.
Emma Baqueiro en el área de apoyo psicológi...
23
"signos" y "símbolos" para reconocer algunos aspectos del inconsciente. El
inconsciente se convierte en algunos casos e...
24
Diferencias con el psicoanálisis
El psicoanálisis tiende a incluir mayor número de sesiones y pretende una
exploración ...
25
si es una buena o mala atención al público en instituciones del gobierno dedicadas
a la salud mental, tampoco tengo evi...
26
Es necesario aclarar que el Centro ABC sucursal Observatorio y La Clínica de
Salud Mental del Departamento de Psicologí...
27
-Díaz-Benjumea (2001). Terapia Dialectico Conductual Trastorno Limite.
Recueprado el 24 de mayo del 2013, en:
www.slide...
28
-INEGI (2005). Estadísticas de Intentos de Suicidio y Suicidios de los Estados
Unidos Mexicanos 2005.Estadísticas de in...
29
Prevención y Tratamiento de la Conducta Suicida. Plan de Calidad para
el Sistema Nacional de Salud del Ministerio de Sa...
Próxima SlideShare
Cargando en…5
×

Suicidio en jovenes

467 visualizaciones

Publicado el

Breve estudio sobre el suicidio en jovenes y su abordaje psicoterapéutico

Publicado en: Salud y medicina
0 comentarios
1 recomendación
Estadísticas
Notas
  • Sé el primero en comentar

Sin descargas
Visualizaciones
Visualizaciones totales
467
En SlideShare
0
De insertados
0
Número de insertados
7
Acciones
Compartido
0
Descargas
4
Comentarios
0
Recomendaciones
1
Insertados 0
No insertados

No hay notas en la diapositiva.

Suicidio en jovenes

  1. 1. 1 Asesora: Dra. Maricarmen Montenegro Nombre del alumno: Sócrates Manuel López Moya MÓDULO II CLÍNICA LA ATENCIÓN PSICOLÓGICA EN JÓVENES CON INTENTO DE SUICIDIO El suicidio, según la OMS,( 2012) es una de las tres primeras causas de defunción entre las personas de 15 a 44 años de edad en algunos países, y la segunda causa en el grupo de 10 a 24 años, porcentaje que ha aumentado en los últimos 10 años Las investigaciones han podido determinar que existe diferencia entre países desarrollados, donde las cifras son elevadas y los que están en vías de desarrollo, donde este problema ha ido aumentando progresivamente. Así, resultan apremiantes y oportunos los esfuerzos profilácticos y preventivos respecto a esta condición que se va configurando como un problema de salud pública. Es necesario no perder de vista la importancia del contexto social, identificando, a los grupos de población de alto riesgo, además de establecer estrategias preventivas de corto y de mediano plazo. Numerosas variables biológicas, psicológicas y sociales han sido investigadas como factores que se relacionan con suicidio. Algunas de ellas, como género, depresión, desesperanza, consumo indebido de alcohol y drogas han sido ampliamente estudiadas. Otras, como personalidad, ansiedad, violencia, abuso en la infancia, familia con antecedente de suicidio y/o de enfermedades psiquiátricas, les siguen en orden de frecuencia de estudio Dada la problemática y el impacto que el suicidio causa en la familia y en la sociedad, se tiene poca información acerca de què métodos psicológicos utilizan las instituciones de salud mental en Mèxico DF, para tratar aquellos sujetos que no llegaron a la consumación del suicidio o que pidieron ayuda para evitar llegar al mismo, razón por lo cual se realiza esta investigación. OBJETIVO Se pretende en esta investigación saber què técnicas y estrategias de intervención terapéutica psicológicas se llevan a cabo en las instituciones de salud mental en Mèxico DF para atender a jóvenes que han intentado suicidarse o que piden ayuda para evitar el mismo.
  2. 2. 2 MARCO TEÓRICO Juventud La Asamblea General de las Naciones Unidas define a los jóvenes como las personas entre los 15 y 24 años de edad. Esta definición se hizo para el Año Internacional de la Juventud, celebrado alrededor del mundo en 1985.Todas las estadísticas de las Naciones Unidas están basadas en esa definición, como se puede ver en el libro anual de estadísticas publicado por el sistema de las Naciones Unidas sobre demografía, educación, empleo y salud. La juventud viene a representar el puente evolutivo entre la adolescencia y la edad adulta. Esa definición, por lo tanto, considera "niños" a las personas menores de 15 años. Sin embargo, es digno de observar que el artículo 1 de la Convención de las Naciones Unidas sobre los Derechos del Niño, los define como personas hasta la edad de 18 años. Esto fue intencional, pues era esperado que la convención proporcionara protección y derechos a un grupo de edad tan grande como sea posible, ya que no existía convención similar de las Naciones Unidas sobre los derechos de la juventud. Muchos países dibujaron la línea de juventud a la edad en que una persona recibe el mismo tratamiento bajo la ley - usualmente referida como la mayoría de edad -. En muchos países esa línea se marca a la edad de 18 años, y una vez que una persona pasa esa edad, es considerada un adulto(a). Sin embargo, la definición y los matices operacionales del término "juventud" varían a menudo de país a país, dependiendo de los factores socio-culturales, institucionales, económicos y políticos específicos. Dentro de la categoría de la "juventud", es también importante distinguir entre los adolescentes (13-19) y los adultos jóvenes (20-24), ya que los problemas sociológicos, psicológicos y de salud a los que hacen frente pueden diferenciarse entre ambos grupos. (ONU, 2013) Adolescencia La adolescencia, implica un proceso de cambio, de transición, entre lo que Freud llama latencia y adultez, en donde el aparato psíquico cobra un papel fundamental.
  3. 3. 3 Es una época de profundos cambios en todos los órdenes, que marca el final de la niñez y el comienzo de la adultez. Los adolescentes deben negociar los límites en su casa, en la escuela, con la familia, los compañeros y en el entorno social, para tratar de lograr una mejor convivencia en todos los ámbitos y afrontar de manera exitosa este período considerado como una época de gran emocionalidad y estrés. Pero a la vez, una época de encuentros amistosos, de búsqueda de verdades, de apoyo emocional, de aflojamiento de ligaduras familiares, de sueños del futuro y de nuevos valores, que favorecen la formación de la identidad. Francoise Dolto dice: “El nacimiento es muerte; la muerte es nacimiento”, el adolescente enfrenta la muerte de su infancia y la considera como una fase de mutación, no hay una edad precisa que establezca la fecha de desarrollo del individuo, pues cada uno la vive según su relativa precocidad o, por el contrario, según sus retrasos. Al capricho de su propio ritmo, el adolescente se opone a todas las leyes, porque le parece que quien las representa no le permite ser, ni vivir y desde su fragilidad, se defiende contra los demás, por medio de la depresión o de un estado de negativismo que agrava su debilidad. La adolescencia es un período de la vida en la que la confusión es el aspecto dominante. En ella se inician nuevas relaciones con los padres y exterior, se produce una ruptura con el mundo infantil. Además los cambios fisiológicos también tienen que integrarse en la vida de los adolescentes de manera que estos puedan adaptarse a su nueva imagen corporal. El hecho que marca la ruptura con el estado de infancia, es la posibilidad de disociar la vida imaginaria de la realidad; el sueño, de las relaciones reales. El adolescente de las grandes ciudades, psicológicamente se encuentra en una situación marginal que no le permite adaptarse, porque es demasiado grande para desempeñar el rol de niño y aún demasiado joven como para ser considerado adulto. Aproximadamente dos años antes de la pubertad, comienza el período denominado pubescencia durante el cual se produce el desarrollo fisiológico que permite la maduración de las funciones reproductoras y que incluye la aparición de los caracteres sexuales secundarios. Según algunos autores esta etapa se inicia aproximadamente a los 12 ó14 años y culmina con la madurez entre los 18 y 20 años. Algunos sociólogos toman en cuenta a los estudiantes prolongados o “adolescentes retrasados” que viven en casa de sus padres más allá de la mayoría de edad y otros psicólogos la reducen al camino final de la infancia.
  4. 4. 4 Kurt Lewin, psicólogo de la primera escuela de la Gestalt de Alemania; estaba convencido que todos los fenómenos psicológicos, inclusive los que se producen por única vez, acontecen según ciertas leyes que se cumplen en términos de probabilidad. Un concepto clave de su teoría es que el comportamiento depende de esa persona y de su ambiente. Por lo tanto, un ambiente inestable durante la adolescencia puede producir inestabilidad en ese sujeto. Por esta razón, es necesario conocer los elementos del ambiente y personales en interacción de un niño, o sea su espacio vital, para comprender su conducta. La característica del adolescente es el cambio acelerado de su espacio vital y su rol se le presenta confuso y difícil de distinguir, con barreras difíciles de superar, inseguro de qué conducta es la apropiada para acercarse o alejarse de sus objetivos, transformándose en un ser marginal. La falta de dirección en su entorno produce en él una crisis que se manifiesta con aislamiento e inhibición y también con agresividad y extremismo. No sólo el ambiente de un adolescente cambia en forma rápida sino que también su cuerpo sufre notables cambios que agravan su sentimiento de inadecuación y lo desequilibran emocionalmente. Un adolescente suele ser tímido, pero agresivo, puede experimentar un conflicto interno con respecto a sus actitudes, valores, ideas o estilo de vida, tiende al extremismo y suele cambiar drásticamente su conducta. La adolescencia, se caracteriza por eventos universales entre los que se destacan: • El crecimiento corporal, aumento de peso, estatura y los cambios en las formas y dimensiones corporales. • El aumento de la masa muscular y de la fuerza muscular, más marcada en el varón. •Incremento de la velocidad de crecimiento, los cambios en las formas y dimensiones corporales, los procesos endocrino metabólicos y la correspondiente maduración, no siempre ocurren de forma armónica, por lo que es común que presenten torpeza motora e incoordinación, fatiga fácil, trastornos del sueño, los que pueden generar trastornos emocionales y conductuales transitorios. •Desarrollo y maduración sexual, con la aparición de las características sexuales secundarias y el inicio de la capacidad reproductiva •Los aspectos psicosociales están integrados en una serie de características y comportamientos: ¬Búsqueda de sí mismo y de su identidad. ¬Necesidad de independencia.
  5. 5. 5 ¬Tendencia grupal. ¬Evolución del pensamiento concreto al abstracto. ¬Manifestaciones y conductas sexuales con desarrollo de la identidad sexual. ¬Relaciones conflictivas con los padres que fluctúan entre la dependencia y la necesidad de separación de los mismos. ¬Se tornan más analíticos, con pensamientos simbólicos, en los que formulan sus propias hipótesis y llegan a conclusiones propias. ¬Eligen una ocupación para la que necesitarán adiestramiento y capacitación para llevarla a la práctica. ¬Necesidad de asumir un nuevo rol social como partícipe de una cultura o subcultura específica. (Garduño Ambriz R. et al 2010) El suicidio El suicidio y el intento del mismo son conductas sumamente impactantes y las repercusiones no se hacen esperar en todas las áreas del individuo. El suicidio se ha definido como un acto llevado a cabo cuando la vida se percibe insoportable y siendo la muerte la única salida a los conflictos proporcionando esta un sentimiento de alivio, así mismo existen factores que influyen como detonadores entre los que se encuentran problemas económicos, laborales familiares, baja autoestima y problemas de salud física y mental (Zendejas, 2006) Durkheim (1897; 1998) define al suicidio como: “todo caso de muerte que resulte directa o indirectamente de un acto positivo o negativo, ejecutado por la propia víctima, a sabiendas de que había de producirse este resultado”. (Pacheta, 2012). Freden (1986), citado por Artasanchez, (1999) menciona que el suicidio es una conducta elegida por un individuo que antes de realizarla genera una serie de síntomas, entre ellos la depresión, por lo que la persona se siente envuelta en un círculo de desesperación que la lleva a perder la confianza en sí mismo.) El suicidio es el resultado de la influencia de un sinnúmero de situaciones y factores que se combinan entre sí para generar un gran número de conductas suicidas que van desde la simple ideación hasta el suicidio consumado. Las variables que intervienen en la producción de una conducta suicida son muchas, e incluyen factores genéticos y biológicos, así como variables socio demográficas, psiquiátricos, psicológicos y sociales (Zendejas, 2006).
  6. 6. 6 Artasanchez (1999), menciona que uno de los mayores enigmas que existen es la relación del hombre con su vida y, consecuentemente, con su muerte. La muerte es parte de la vida y la manera de morir es una parte integral de la manera de vivir, y el suicidio es una de las maneras de morir, a través de una compleja expresión de la conducta humana que a lo largo de la historia ha despertado diversas actitudes, desde su aceptación como un acto elogiable, hasta su condenación y repudio. El intento suicida Es imprescindible al hablar del suicidio, definir lo más claramente posible el concepto de intento de suicidio, ya que éste tiene algunas características que lo distinguen del suicidio y/o grado, no sólo por el hecho sustancial del acto del suicidio sino por las motivaciones que conlleva, también hay que distinguirlo del intento de suicidio frustrado, en el que el suicidio se evita por medios externos al sujeto. El intento suicida se define como las acciones de un sujeto en contra de su vida, sin lograr el suicidio. Es un hecho conocido que el intento suicida puede ser cortarse, ingerir sustancias tóxicas, lanzarse al vacío, etc., con la finalidad de cambiar su vida o por lo menos para intentar cambiar el significado de los otros con respecto a sí mismo y no tanto para terminar con la vida. También se ha teorizado sobre la respuesta que han tenido los sobrevivientes de los intentos suicidas en el sentido de cambiar las expectativas de su vida y alcanzar ciertos y diferentes estándares nuevos (Herrera, 2002). Lo que distingue el intento de suicidio, del suicidio, es el hecho de que en éste la muerte es la finalidad, mientras que en el primero la muerte se transforma en el medio con el cual se obtiene un tipo peculiar de relación humana. El que intenta el suicidio ejecuta una serie de actos que pueden conducir a la muerte, pero que en todo momento están supeditados a la presencia real o virtual de los otros. Por tanto, el intento suicida es una simulación, en cierta medida porque se quiere obtener, con el riesgo de morir, un tipo de gratificación no precisamente masoquista sino sádica. La proporción de suicidio con respecto a los intentos suicidas es de uno por cada ocho intentos, de acuerdo con lo descrito por Sheidman (1980) mencionado por Herrera (2002) se ha dicho que los intentos suicidas tienen mucho significado y diferentes niveles de letalidad.
  7. 7. 7 El suicidio se ha calificado clínicamente como un acto psicótico, es decir, como una conducta desorganizada y/o una pérdida de contacto con la realidad; también se ha catalogado como parte de la nosología de la depresión y de otros trastornos psiquiátricos. Por otro lado, social y moralmente, el ISD se ha considerado como algo insano, lo cual lleva estigmatizar a la persona que ha realizado tal acto. Aunque no es falsa la idea generalizada de que la conducta suicida se realiza sólo para llamar la atención, habría que entender que estamos hablando de un intento de suicidio diádico, en donde está subjetivamente implicado un otro, que en muchos casos puede ser la familia, la pareja, los hijos, etc. Por eso, es importante que se juzgue está idea como una solicitud de ayuda y no como una manipulación. El sufrimiento psicológico que sienten estos pacientes debido, por ejemplo, a un duelo, un escaso o nulo deseo de vivir, a un miedo generalizado o particular los lleva a tomar la decisión de quitarse la vida. Así, la muerte no sería el fin último de un intento suicida: el fin lo sería dejar de sufrir. Desde la postura beneficente, este sufrimiento se entiende como parte de la vida de la persona. Y es por ello que, durante su tratamiento, se debería trabajar el malestar psicológico o psiquiátrico del paciente y no intentar “quitarle” o “disminuir” su sufrimiento, ya que esto no evita las ideas de muerte. El tratamiento del ISD no debería basarse en la fuerza de voluntad que el paciente pueda mostrar al respecto, sino en un tratamiento clínico adecuado. (Mondragón, et al, 2010) La aproximación al acto suicida es el resultado de un abandono progresivo y pérdida de interés en las relaciones familiares y sociales más cercanas al individuo, esto significa que son muy importantes las condiciones sociales que lo rodean, las relaciones y conflictos con sus allegados, así como el concepto que tiene de su medio ambiente. También plantea que el suicida pasa por las siguientes situaciones antes de tomar la determinación de quitarse la vida: a) Una larga y dura historia de problemas desde su infancia. b) Una serie de problemas desde la entrada a la adolescencia relacionada con ésta. c) Fracaso en la adaptación y manejo de problemas, incapacidad para afrontarlos y pérdida de interés en sus relaciones sociales. d) Una reacción en cadena, al ir disolviendo lo poco que queda de sus relaciones sociales significativas, en los días y semanas precedentes al intento suicida.
  8. 8. 8 e) Un proceso interno para justificarse a sí mismo el suicidio y por lo tanto el manejo y apertura de un canal entre el pensamiento y la acción. Mucha gente recurre al suicidio como medio para castigar a su familia, para obtener atención y/o afecto de la gente cercana y parece que a veces propiciar su muerte es la única manera de obtenerlo. Estados que reflejan una conducta suicida • Rumiación suicida • Ideación suicida • Intento suicida • Suicidio consumado (Herrera, 2002). DIAGNÓSTICO DEL INTENTO SUICIDA Evaluación psicológica Es un complemento muchas veces imprescindible para ayudar a fijar el diagnóstico o precisar el alcance de algunos síntomas complejos (depresión, intentos de suicidio, memoria o trastornos del pensamiento). Los instrumentos más utilizados en la evaluación psicológica son los tests psicológicos y las escalas de valoración. Los tests psicológicos son métodos estandarizados para valorar capacidades, actitudes o conductas, bien mediante estímulos bajo la dirección del entrevistador (los más rigurosos en cuanto a resultados) o mediante autoinformes. Se cuenta con escalas o instrumentos como la Escala de Ideación Suicida SSI, y de Intencionalidad Suicida de Beck, así como la Escala de Evaluación de Riesgo Suicida de Pierce, o Escala de Hamilton de la Depresión. El interés por la evaluación se suele centrar en la presencia o ausencia de trastornos en las siguientes capacidades: inteligencia general, atención y concentración, memoria y aprendizaje, percepción, lenguaje, conceptualización, habilidades sociales, procesos ejecutivos motores, afectos (ansiedad, depresión, euforia…), autoestima La prueba más popular utilizada en el examen psicológico de los trastornos es el test de Rorschach, que utiliza un estímulo neutro (una mancha de tinta de color o
  9. 9. 9 acromática) y sin ninguna instrucción adicional se les pide a los sujetos que expresen lo que las manchas les sugieren, pero los campos de la psicología cognitiva y experimental puedan ofrecer un número casi ilimitado de funciones cognitivas diferentes capaces de ser exploradas y medidas en el sujeto adulto, aunque solo un limitado número de ellas es clínicamente de utilidad La evaluación de algunos trastornos, sobre todo de la personalidad, puede realizarse mediante autoinformes que evalúan la presencia o ausencia de rasgos específicos de personalidad que se manifiestan como desadaptativos al ser pautas repetitivas que revelan características cognitivas o perceptivas de los explorados, en cuanto a la forma de percibir, relacionarse y pensar acerca del ambiente y de sí mismo, que se hacen patentes o manifiestos en una amplia gama de trastornos y contextos sociales e interpersonales.(4) El suicidio en jóvenes La mayoría de los jóvenes intenta el suicidio a causa de un hecho detonante que, por lo general, ocurre en casa: un conflicto con los padres, acompañado de la sensación de no ser suficientemente apreciado y querido por quienes le rodean. Sin embargo, no se trata de una causa única, sino de una decisión que se va construyendo a lo largo del tiempo, y que está acompañada de factores individuales, familiares y sociales (Rivera, 2010; Olivares, 2004) . Una explicación del aumento creciente del suicidio en adolescentes es la falta de habilidades para manejar el dolor psíquico o emocional, el cual les es intolerable, además de que tienen dificultad para lograr tranquilizarse a sí mismos. Muchas veces en los adolescentes, el suicidio puede ser una forma de pedir ayuda, generalmente a los padres. También puede ser una forma de buscar solución a sus problemas, una manera para “dejar de pensar” o de “darse cuenta de lo que pasa”, para así “dejar de sufrir”. Muchas veces, el sufrimiento surge porque sus necesidades psicológicas básicas están frustradas, por ejemplo, al no sentirse amados. Las personas que intentan suicidarse han perdido la esperanza y sienten que no cuentan con ayuda a su alrededor, lo cual les genera un profundo sentimiento de tristeza y de ánimo depresivo. Al intentar suicidarse, expresan su frustración y enojo hacia sí mismos o hacia otros y, por lo general, tienen un patrón a lo largo de su vida de tener dificultades para enfrentar sus problemas (Rivera, 2010).
  10. 10. 10 El tema más frecuente que motiva a los adolescentes a intentar suicidarse es “los problemas en su casa”, principalmente con sus papás. En segundo lugar, mencionan aspectos relacionados con el estado de ánimo como: la tristeza, la depresión y la soledad. En menor proporción aparece el enojo, los problemas con amigos o con el novio o novia, falta de aceptación de su cuerpo, el saber que la vida “apesta” o que es injusta, el desear morir y la falta de apoyo (Arellano, 1998; Rivera, 2010). Muchas personas no logran expresar qué les motivó a hacerlo y pueden llegar incluso a no saber qué fue lo que les pasó o por qué lo hicieron. La diversidad de métodos utilizados por los jóvenes es muy amplia y variada; sin embargo, destaca el uso de elementos punzocortantes como tijeras, navaja, exactos, vidrios y cuchillos. También mencionan el consumo de pastillas en exceso u otro tipo de medicamentos tóxicos. Se menciona la ingestión de alcohol como un método que combinan con otros, como el manejar para provocar un accidente, o tomar pastillas con alcohol. Además, mencionan el intento de asfixia, con una cuerda y un banco. De igual manera hay quien prefiere no hablar al respecto, o quienes comentan no acordarse qué hicieron (Rivera, 2010). La recuperación ante el intento suicida Uno de los elementos de mayor ayuda para salir delante de un intento de suicidio ha sido el contar con ayuda de la familia y los amigos. Asimismo, el apoyo de psicólogos y psiquiatras ha sido fundamental para la recuperación de muchos jóvenes que han intentado suicidarse, así como el hablar con la persona con quien tenían problemas, el ir a actividades grupales, practicar deporte, o asistir al coro de la iglesia; también mencionan que les ha ayudado el contacto con una mascota. Algunos adolescentes que han intentado suicidarse mencionan que entre lo que les ha ayudado a restablecerse y recuperar el equilibrio se encuentran: el reflexionar, el pensar en la gente que les quiere, el ser optimista, el proponerse hacer lo mejor para resolver los problemas o el pensar en su bien. Todas estas estrategias pueden ubicarse dentro del plano cognitivo. Una importante proporción de adolescentes que intentaron suicidarse han utilizado estrategias disfuncionales después de su intento suicida, principalmente el “no hacer nada”, el quedarse “así nada más”, “llorar”, “tratar de no pensar más”. Mencionan que “la vida te va sacando” o que todavía no han logrado salir adelante y que les está “costando mucho trabajo”. En estos casos es necesario mantener
  11. 11. 11 un estado de alerta y proporcionarles la atención médica y psicológica lo antes posible, dado que el tener un intento de suicidio es el factor de mayor riesgo de nuevos intentos suicidas en el futuro. (Rivera, 2010). Prevención de la conducta suicida Por prevención puede entenderse aquella estrategia o acercamiento que reduce la probabilidad de algún riesgo o disminuye el impacto negativo de ciertas condiciones o conductas. Procurando disminuir la probabilidad de aparición de ciertos fenómenos se orienta hacia el futuro a través de intervenir en el presente. No requiere de un espacio específico, su ámbito natural es la vida cotidiana. Es un hecho que en las poblaciones en las que opera algún programa de prevención existen previamente actitudes que van desde la disposición al cambio hasta la negación o tolerancia del problema. La prevención del suicidio va más allá del acto suicida, es decir, su objetivo debe fijarse primordialmente en la atención de las diversas manifestaciones del comportamiento suicida (ideación, amenazas, gestos suicidas y/o tentativas de suicidio). Para esto se recomienda reducir los factores de riesgo y a la vez reforzar los factores de protección, influyendo tanto en el estado psicológico como en el medio ambiente físico y/o las condiciones culturales/subculturales. Los factores de riesgo son características estadísticamente asociadas con un riesgo de salud. Por otro lado, los factores de protección están asociados con una disminución en la vulnerabilidad a un riesgo de salud nuevo. Ambos son una consecuencia de la interacción entre elementos familiares, sociales y medio ambientales. La suma de éstos, más las señales de advertencia, son indicadores del riesgo que tiene una persona de cometer suicidio. Los tipos de intervenciones preventivas pueden ser planificados a partir de células de «matriz de intervenciones para la prevención del suicidio» según las necesidades locales detectadas mediante una valoración específica, su examen según factores de riesgo y de protección y un análisis del costo potencial efectivo de diferentes intervenciones. La interinstitucionalidad facilita la implementación de las actividades preventivas pero también la evaluación continua de su impacto. En la actualidad existen diferentes modelos de prevención del suicidio que han demostrado su eficacia.
  12. 12. 12 (Chávez-Hernández et al, 2008) No todos los jóvenes que han vivido situaciones difíciles intentan suicidarse. Algunos de ellos manejan mejor que otros el estrés y la tensión. Hay quienes incluso aprenden de las situaciones difíciles y se fortalecen con ellas. A esa capacidad se le llama resiliencia. Las personas que cuentan con mayores recursos psicológicos internos, así como más recursos externos, como serían los de la familia y grupo de amigos, tienen más posibilidad de enfrentar exitosamente las situaciones adversas. Una forma de prevenir el suicidio en los adolescentes es fortaleciendo sus recursos personales para que puedan tener más herramientas para enfrentar las situaciones problema que experimenten, como serían los problemas con la familia, problemas con los amigos y problemas consigo mismo. Los recursos que se deberán promover para la prevención del intento suicida son: estrategias pueden ubicarse dentro del plano cognitivo. Una importante proporción de adolescentes que intentaron suicidarse han utilizado estrategias disfuncionales después de su intento suicida, principalmente el “no hacer nada”, el quedarse “así nada más”, “llorar”, “tratar de no pensar más”. Mencionan que “la vida te va sacando” o que todavía no han logrado salir adelante y que les está “costando mucho trabajo”. En estos casos es necesario mantener un estado de alerta y proporcionarles la atención médica y psicológica lo antes posible, dado que el tener un intento de suicidio es el factor de mayor riesgo de nuevos intentos suicidas en el futuro. (Rivera, 2010). EL TRATAMIENTO PSICOLÓGICO DE SUICIDIO Terapia cognitivo-conductual Se reconoce habitualmente que toda intervención de terapia cognitiva incluye técnicas conductuales en mayor o menor medida, de ahí la denominación de TCC. La TCC parte de la reestructuración cognitiva como técnica fundamental para el cambio, pero al mismo tiempo incluye una variedad de técnicas conductuales que tienen como finalidad ayudar a completar dicho cambio. La intervención se centra en la modificación de conductas disfuncionales, pensamientos negativos
  13. 13. 13 distorsionados asociados a situaciones específicas y actitudes desadaptativas relacionadas con el objeto de intervención, que puede ser la depresión, la conducta suicida, etc. La activación conductual es también un aspecto clave de la terapia cognitiva, haciendo un especial énfasis en la relación entre la actividad y el estado de ánimo. La TCC adopta un formato estructurado, es limitada en el tiempo y se basa en el modelo cognitivo-conductual de los trastornos afectivos. La duración más frecuente oscila entre 15-20 sesiones de 50 minutos y de frecuencia aproximadamente semanal, aunque también hay estudios que adoptan formatos más breves para casos menos graves (entre 6-8 sesiones) y se asume que la duración de la terapia puede prolongarse en caso de mayor gravedad o cuando hay otras patologías asociadas. (Martìn, 2003) Terapia dialéctico-conductual La TDC es un modelo de terapia desarrollado por Lineha específicamente para el tratamiento de pacientes con diagnóstico de trastorno límite de la personalidad y conducta suicida crónica, aunque su uso se ha extendido a otras poblaciones. Se encuadra en la tradición de la TCC. Es un tratamiento integrador cuya base fundamental es la teoría conductista, diferentes elementos de la terapia cognitiva y algunos aspectos de las terapias de apoyo. Uno de los objetivos centrales de este modelo, que combina sesiones individuales, grupales y apoyo telefónico, es el tratamiento y la reducción tanto de las conductas autolesivas como de la conducta suicida, motivo por el cual existe un número considerable de estudios que abordan su eficacia. De modo genérico, la TDC se centra en los siguientes elementos clave del trastorno límite de la personalidad: -El desarrollo de la plenitud de la conciencia o atención plena (mindfulness): es la capacidad para prestar atención a la experiencia tal y como es en el momento presente, sin juzgar y sin evaluar. –La regulación emocional, partiendo del supuesto de que la personas con diagnóstico de trastorno límite de personalidad experimentan emociones de forma muy intensa y lábil. –La eficacia interpersonal, que tiene por objetivo el cambio y la mejora de las relaciones interpersonales.
  14. 14. 14 –El aumento de la tolerancia a la ansiedad. Parte de que el dolor y el malestar forman parte de la vida y el hecho de no aceptarlo incrementa aún más el malestar. (Díaz-Benjumea, 2001). Terapia Interpersonal La TIP fue desarrollada originalmente por Klerman y Weissman. Aunque originalmente se diseñó para pacientes con depresión, en la actualidad su ámbito de actuación se ha extendido a diferentes trastornos. La TIP tiene muchos aspectos en común con la terapia cognitiva, aborda principalmente las relaciones interpersonales actuales y se centra en el contexto social inmediato del paciente. El formato original dispone de 3 etapas a lo largo de 12-16 semanas, con sesiones semanales durante la fase de tratamiento de la fase aguda. Los síntomas y el malestar e relacionan con la situación del paciente en una formulación que comprende una o más de las siguientes áreas: duelo, disputas interpersonales, transición de rol y déficits interpersonales. Las sesiones de terapia están estructuradas y se centran en facilitar la comprensión de los sucesos más recientes en términos interpersonales y en la exploración de formas alternativas de manejar dichas situaciones (Fernández, 1994). Terapia de resolución de problemas La TRP parte de la base de que un incremento de las habilidades de resolución de problemas puede ayudar a reducir la carga que suponen y la ideación suicida. Este tipo de terapia habitualmente comienza con un listado y priorización de problemas, propuesta y selección de las estrategias para afrontarlos, posibles obstáculos y monitorización de todo el proceso. También se entrena la generalización de las habilidades adquiridas a otras situaciones. (Pérez, 2009). Terapia familiar La TF toma como modelo la teoría general de sistemas y hace de las relaciones familiares el foco principal de su intervención. Desde la TF se entiende la familia como un sistema en el que todos los miembros están interrelacionados, de forma que si uno de los miembros presenta un problema, los demás miembros participan de alguna forma en su generación, mantenimiento y resolución. Se trata por tanto
  15. 15. 15 de un modelo que trata de comprender y encuadrar el comportamiento individual (que deja de ser el foco principal de intervención) en el contexto de las interacciones entre los diferentes miembros de la familia. Aunque existen diferentes escuelas, la terapia familiar podría dividirse en conductual, psicodinámica y sistémica Las características comunes de las intervenciones familiares son: –Incluye varias fases diferenciadas: evaluativa, Psicoeducación, intervención sobre el funcionamiento de varias áreas (cognitiva, afectiva, interpersonal y conductual, según el enfoque de la terapia concreta) y retroalimentación. –El participante debe asistir acompañado de su familia a la mayoría de las sesiones de la terapia. –Suele constar de un mínimo de seis sesiones, con una duración aproximada de una hora. (3) Terapia psicodinámica Deriva del psicoanálisis y se basa en la teoría de Freud acerca del funcionamiento psicológico: la naturaleza de los conflictos puede ser en gran medida inconsciente, por lo que el objetivo terapéutico es resolver estos conflictos. Una diferencia fundamental entre el psicoanálisis y la terapia psicodinámica es que esta última se centra en el aquí y ahora, y el objetivo del tratamiento es el problema actual del paciente. Una variante de este tipo de tratamiento, aplicada en pacientes con conducta suicida, es la terapia psicodinámica deconstructiva. Es un tratamiento estandarizado desarrollado para problemas complejos de conducta, como adicciones, trastornos de la alimentación y también para autolesiones y conducta suicida recurrente. Esta terapia favorece la elaboración e integración de experiencias interpersonales y atribuciones de uno mismo y de otros y se basa en una alianza terapéutica positiva (3) El fortalecimiento de los recursos psicológicos como una estrategia de promoción a la salud y de prevención del suicidio. No todos los jóvenes que han vivido situaciones difíciles intentan suicidarse. Algunos de ellos manejan mejor que otros el estrés y la tensión. Hay quienes incluso aprenden de las situaciones difíciles y se fortalecen con ellas. A esa capacidad se le llama resilencia.
  16. 16. 16 Las personas que cuentan con mayores recursos psicológicos internos, así como más recursos externos, como serían los de la familia y grupo de amigos, tienen más posibilidad de enfrentar exitosamente las situaciones adversas. Una forma de prevenir el suicidio en los adolescentes es fortaleciendo sus recursos personales para que puedan tener más herramientas para enfrentar las situaciones problema que experimenten, como serían los problemas con la familia, problemas con los amigos y problemas consigo mismo. Los recursos que se deberán promover para la prevención del intento suicida son: A nivel individual, en el área afectiva, se recomienda alentar el autocontrol y la recuperación del equilibrio, así como el manejo del enojo y de la tristeza. En el área social, los recursos a trabajar son las habilidades para pedir apoyo a personas, grupos e instituciones con quienes nos relacionamos. A nivel familiar, se deberá promover la sensación de unión y apoyo en la familia, la expresión de emociones y el ambiente familiar cordial, donde los conflictos o dificultades sean poco frecuentes. A partir de lo anterior, es posible recomendar a los propios adolescentes, así como a sus padres y maestros, trabajar en el desarrollo de los siguientes aspectos: 1) enfrentar los problemas, 2) tolerar la frustración, 3) encontrar aspectos positivos de las situaciones adversas, 4) levantarse después de haber caído, 5) evitar que la tristeza o el enojo sean emociones que estén presentes demasiado tiempo en sus vidas, 6) ser solidarios con sus propios padres, hermanos y amigos, 7) pedir ayuda cuando lo necesiten, 8) tener la capacidad de recibir el apoyo cuando se les da, 9) aprender a dedicar tiempo y a disfrutar tanto el trabajo o estudio como la diversión. (Chávez-Hernández, 2008) ANTECEDENTES El estudio de las conductas suicidas, desde el punto de vista epidemiológico, es diferente al suicidio consumado, que se basa en gran medida en estadísticas
  17. 17. 17 recolectadas rutinariamente por las instancias oficiales a través del certificado de defunción. En el caso del intento de suicidio, no hay organismo que disponga de información veraz sobre este problema ya que no es obligatorio reportarlo, mucho menos el reportar la ideación o los planes suicidas. Solamente en algunas ciudades de algunos países europeos se ha diseñado un sistema de reporte de casos de intentos de suicidio para estudiar este fenómeno. Incluso en estas circunstancias, estos sistemas se encuentran limitados a un proyecto de investigación. Así que, en general, necesitamos recurrir a estudios epidemiológicos ex profeso para su estudio (Guilherme et al, 2010) Datos de la Organización Mundial de la Salud (OMS) (2012), indican que en el orbe el suicidio es una de las cinco causas de mortalidad en la franja de edad entre 15 a 19 años. En muchos países encabeza como primera o segunda causa de muerte tanto en los varones como en las mujeres de este grupo de edad. Mèxico ocupa, según la OMS, el 78 lugar a nivel mundial por incidencia de suicidios El suicidio en Mèxico se ha convertido en la tercera causa de muerte entre los adolescentes, solamente superado por accidentes automovilísticos y el cáncer. Según cifras del Instituto Nacional de Psiquiatría (2010), revelan que de 1990 a 2000 se incrementó en 150 por ciento el número de suicidios entre mexicanos de cinco a 14 años, y en 74 por ciento para los de 15 a 24 años de edad. De 1970 a 2007 el suicido en Mèxico ha crecido 275%. Actualmente el suicidio se incrementa en el grupo de 15-29 años de edad. La prevalencia de por vida de ideación suicida en adultos de 18 a 29 años fue de 9.7% y 3.8% reportaron intento de suicidio. Entre los habitantes de la República mexicana, 6 601 210 tuvieron ideación suicida en los últimos 12 meses, 593 600 personas intentaron suicidarse y 99 731 utilizaron servicios médicos como consecuencia de un intento de suicidio. (Guilherme et al 2010) Datos del INEGI (Instituto Nacional de Estadística y Geografía) (2005) en el último censo realizado en 2005, hubo 3573 suicidios en la república mexicana, siendo las causas màs frecuentes los problemas amorosos, las dificultades económicas, los disgustos familiares y el padecimiento de una enfermedad grave o incurable, llevándose a cabo màs frecuentemente en la casa habitación y siendo la estrangulación el método màs utilizado por el suicida, existiendo un porcentaje
  18. 18. 18 mayor de hombres que de mujeres suicidas, con una edad promedio de la gente joven entre los 15 y los 25 años de edad. Se sabe que cada año, al menos 5 mil 840 niños y adolescentes mexicanos se quitan la vida. Para hacerlo, recurren a armas de fuego y punzocortantes, raticidas, ahorcamiento o arrojarse desde lugares altos, (Egremy, 2010). En México, el incremento de suicidios va de la mano con el aumento de trastornos depresivos en jóvenes, principalmente en Yucatán, Tabasco, Campeche y Guanajuato, de acuerdo con los conteos del INEGI (2010). Investigadores y organizaciones no gubernamentales advierten que, de seguir esa lógica en 2012, la población juvenil –que sumará 36 millones de personas, su máximo histórico– estará seriamente amenazada por problemas depresivos. VISITA A INSTITUCIONES DE SALUD INSTITUTO NACIONAL DE PSIQUIATRÍA “DR. RAMON DE LA FUENTE” Calzada México- Xochimilco No, 101 C. P. 14370, México, D. F. TEL.: 5655 3379, 5655 7999 Ext. 267 Fax: 5655 0411. Información proporcionada por el Psi. Paul Andrés Camacho García. Enfoque teórico. EL abordaje terapéutico psicológico en el intento de suicidio en esta institución se basa en la Terapia Cognitivo Conductual (TCC) y en la Terapia Psicoanalítica. El trabajo terapéutico es multidisciplinario, principalmente se trata a pacientes psiquiátricos con Trastorno Depresivo Mayor, mayores de 15 años de edad, previamente medicados por el Médico Psiquiatra. La elaboración del diagnóstico de Episodio Depresivo Mayor lo realiza previamente el médico psiquiatra tratante, con base en los criterios diagnósticos del CIE-10 o del DSM-IV-TR y la aplicación de la escala de Hamilton para la depresión (HDRS, del inglés: Hamilton Depression Rating Scale) . La duración del tratamiento puede ser de 6 meses a un año, puede ser individual o en grupo según la información que se me proporcionó. Los resultados en los tratamientos son variables, dependiendo, según lo dicho por nuestro interlocutor, del apoyo familiar del paciente. ABORDAJE TERAPÉUTICO PSICOLÓGICO:
  19. 19. 19 Terapia Cognitivo Conductual (TCC) Se reconoce habitualmente que toda intervención de terapia cognitiva incluye técnicas conductuales en mayor o menor medida, de ahí la denominación de TCC. La TCC parte de la reestructuración cognitiva como técnica fundamental para el cambio, pero al mismo tiempo incluye una variedad de técnicas conductuales que tienen como finalidad ayudar a completar dicho cambio. La intervención se centra en la modificación de conductas disfuncionales, pensamientos negativos distorsionados asociados a situaciones específicas y actitudes desadaptativas relacionadas con el objeto de intervención, que puede ser la depresión, la conducta suicida, etc. La activación conductual es también un aspecto clave de la terapia cognitiva, haciendo un especial énfasis en la relación entre la actividad y el estado de ánimo. (Martìn, 2003; 2) Terapia Psicoanalítica Para el Psicoanálisis, el suicidio es un homicidio contra uno mismo causado por el abandono vivido de los demás. La agresividad que siento hacia otros la dirijo hacia mí y por eso me suicido. Existe la presencia de una determinación inconsciente, siendo más operante en cuanto el sujeto no quiere saber nada. La cura psicoanalítica, tiende a abrir un espacio de libertad permitiendo al sujeto, construir sus propias elecciones tomando justamente en cuenta esa determinación. En ese marco, el sujeto es comprendido como una excepción a lo universal, incluyendo el de la ley del inconsciente. La perspectiva analítica se funda así sobre una clínica de lo particular: lo que determina al sujeto no puede ser descubierto más que en el caso por caso, siendo así mismo la manera de rescatarlo (Ansermet, 2006). Discusión La fusión de la terapia conductual y la terapia cognitiva en la Terapia Cognitivo Conductual cobró fuerzas a fines de la década del 80 y se encuentra actualmente muy avanzada en Europa y en EEUU. Se trata de la terapia psicológica más avalada en la actualidad. La Terapia Cognitivo Conductual domina la práctica y la investigación clínica en gran parte del mundo. La terapia cognitivo conductual se articula a la investigación científica reportando indicadores altos de eficacia para la mayoría de los trastornos. Los procesos de cambio en la psicología clínica se deben a distintas razones. Hoy existen estudios controlados que evalúan la eficacia de un tratamiento; las
  20. 20. 20 llamadas “terapias con apoyo empírico” se desprenden de allí, siendo en su mayoría terapias son cognitivo-conductuales. Es decir, hay tratamientos que han sido sometidos a la investigación dando pruebas de su eficacia y otros que no. “Trastorno” es un término técnico muy útil para la investigación contemporánea, pero muy limitado para abarcar los motivos de consulta clínica. Se han propuesto tres razones por las que alguien puede requerir tratamiento psicológico: trastorno mental, crisis vital, desarrollo personal. Preferentemente, se habla de problemas; siendo indistinta su clasificación. Los terapeutas que eligen la orientación cognitivo conductual tienen tantas o más dudas que alguien que está buscando asistencia psicológica, esta elección, proviene de lo que se llama “efectividad y eficacia”; dos palabras que se prestan a confusión pero que a modo síntesis, se reduce a los criterios de utilidad y aplicabilidad de un tratamiento. “De igual modo que no se debería tomar un fármaco de eficacia no demostrada, tampoco se debería seguir un tratamiento psicológico que no se sabe si funciona, al menos cuando existen tratamientos alternativos de eficacia demostrada. Algunos profesionales se basan en su experiencia para afirmar que sus tratamientos funcionan -al igual que hacen los que imponen sus manos, leen las cartas del Tarot o ejecutan extraños rituales-, pero la experiencia no sometida a prueba se ha mostrado engañosa en múltiples ocasiones y existen métodos más fiables para saber si un tratamiento funciona o no. No todos los tipos de tratamientos psicológicos han sido sometidos convenientemente a prueba. El más investigado, hasta el momento, ha sido el cognitivo- conductual. De este enfoque se han derivado tratamientos eficaces para una diversidad de problemas: trastornos de ansiedad, depresión mayor, disfunciones sexuales, problemas de pareja, trastornos de alimentación, drogodependencias, trastornos de conducta en la infancia, control de esfínteres y, en combinación con intervenciones médicas, esquizofrenia, dolor y trastorno de déficit de atención con hiperactividad. Las terapias psicoanalíticas, psicodinámicas, existenciales-humanistas y sistémicas no han sido investigadas suficientemente hasta el momento, por lo que no se puede afirmar si son eficaces o no. Los escasos datos disponibles indican la eficacia o posible eficacia de la terapia interpersonal (una intervención ecléctica de tipo psicodinámico y cognitivo-conductual que busca resolver los problemas interpersonales) para la depresión, bulimia y sobreingesta compulsiva, y de la terapia psicodinámica breve para la depresión y la dependencia de
  21. 21. 21 opiáceos. En conclusión, conocer qué tratamientos psicológicos concretos son más efectivos para el problema que nos afecta es fundamental. De ello depende, en gran medida, el éxito de la intervención que se va a recibir. En los últimos años se han llevado a cabo numerosas investigaciones dirigidas a evaluar la eficacia de cada tratamiento específico para los principales problemas psicopatológicos. En general, los tratamientos psicológicos más efectivos tienen objetivos claros, están centrados en la solución de problemas inmediatos, son más bien de corta duración (de 2 a 6 meses, aunque es mayor en problemas graves o cuando hay varios problemas) y producen una mejoría tras las 8-10 primeras sesiones. Si un tratamiento no tiene unos objetivos claros, se dilata en el tiempo y no se obtienen resultados apreciables (cuando menos parciales) en un período de tiempo razonable, se puede desconfiar de su eficacia.” (6; Galaso, 2009) Critica Este centro de atención psiquiátrica permite dar un seguimiento médico y psicológico completo en los casos de intento de suicidio, según palabras del psicólogo entrevistado, pero para desgracia de muchos de los solicitantes, se requiere hacer penosas esperas en la antesala de la recepción para obtener una ficha de consulta, como casi todas las instituciones de servicio del gobierno, lo cual provoca la desesperación en la población demandante del servicio. En experiencia propia, cuando solicité el servicio para mi hijo por su intento de suicidio debido al consumo de drogas y alcohol, la terapia se focalizó en él como paciente, siendo esta puramente médica y no obteniendo, en aquel entonces, una terapia de apoyo psicológico para èl y para mí como familiar involucrado en la problemática de mi hijo, teniendo, en aquel entonces, que recurrir a terapia con psicólogos particulares. No sé si fue falta de interés por parte del psiquiatra tratante o inexperiencia del mismo, pero percibo, de acuerdo a lo estudiado en este tema, que faltó un apoyo terapéutico psicológico aún màs estrecho por parte del médico tratante, a mí como familiar cercano y a mi hijo como paciente. HOSPITAL ESPAÑOL MÉXICO, D.F. Sociedad de Beneficencia Española, I.A.P. www.hespanol.com Av. Ejército Nal. no. 613 Col. Granada C.P. 11520
  22. 22. 22 México, D.F. Tel.: 01 (55) 5255 9600. Información proporcionada por la Psi. Emma Baqueiro en el área de apoyo psicológico. EL abordaje terapéutico psicológico en el intento de suicidio en esta institución se basa en una Terapia grupal con un número de entre 5 y 7 pacientes, con un tiempo de tratamiento muy variable, con un enfoque Psicodinámico. El trabajo terapéutico está estrechamente vinculado con el médico psiquiatra tratante. Este centro hospitalario atiende una gama màs amplia de enfermos psiquiátricos entre los cuales están los pacientes deprimidos, Borderline, psicóticos con delirios, con trastornos de personalidad, bipolares y con Trastorno Depresivo Mayor, mayores de 15 años de edad, siempre previamente medicados y canalizados a terapia psicológica por el Médico Psiquiatra. No son tratados pacientes psicóticos y agresivos. La elaboración del diagnóstico médico es llevado a cabo por el médico psiquiatra que canaliza a terapia psicológica, y el diagnóstico psicológico se basa principalmente en evaluaciones proyectivas: Machover, Test de Rorschach, Test de Apercepción Temática (T.A.T), CAT (CAT-H y CAT-A), Test de la Figura Humana, entre las que mencionó la psicóloga entrevistada. El tratamiento puede ser grupal o individual si lo pide el psiquiatra, su duración es variable y siempre se involucra a la familia en la terapia. ENFOQUE TEÓRICO Terapia Grupal con un Enfoque Psicodinámico El adjetivo de "dinámico" intenta explicar dos aspectos: Por un lado, la concepción genética de la personalidad. La interacción del individuo con el medio y su intento de adaptarse, va conformando en el niño, distintas etapas evolutivas con características propias. Por otro lado, la "dinámica" de enfrentamiento, relación y choque, entre las instancias de la estructura del aparato psíquico determina junto a la necesidad de homeostasis y equilibrio entre estas estancias, el comportamiento del sujeto. La dinámica freudiana plantea como constructor de estas estancias, las experiencias e historia del individuo. El tercer aspecto es el carácter "profundo" de la teoría psicodinámica. El concepto básico y central de esta "profundidad" es el inconsciente, es lo no reconocido por la persona pero que influye y en algunos casos determina el comportamiento. El inconsciente no se puede ver con ojos mortales, es algo oculto, es algo que habrá que conocer a partir de signos, de símbolos. Freud establece un código de
  23. 23. 23 "signos" y "símbolos" para reconocer algunos aspectos del inconsciente. El inconsciente se convierte en algunos casos en la explicación última, final, y determinante del comportamiento. La verdad final. En el modelo Psicodinámico se da la convergencia de modelos teóricos explicativos de base psicoanalítica, en los que el psicoanálisis es el marco conceptual básico, pero no la única teoría conceptual explicativa de su quehacer clínico, ni sus técnicas se ajustan a las propias del tratamiento psicoanalítico convencional. Las raíces del modelo psicodinámico se encuentran en las obras de Sigmund Freud, a finales del siglo XIX, pero se ha ampliado tanto que incluye las ideas de los pensadores que han revisado los conceptos de Freud e incluso aquéllos que las han rechazado. El modelo se fundamenta en las siguientes suposiciones principales: a) La conducta humana y su desarrollo se determina principalmente mediante los hechos, impulsos, deseos, motivos y conflictos que se encuentran dentro de la mente (es decir intrapsíquicos). b) Los factores intrapsíquicos proporcionan las causas subyacentes de las conductas que se manifestaron abiertamente, sean ésta problemáticas o no. Por lo tanto, así como la ansiedad que incapacita o los delirios de persecución de un paciente perturbado se adjudicarían a conflictos no resueltos o a necesidades no satisfechas, la conducta extrovertida y amistosa de un conocido en contraste podría verse como ocasionada a partir de los sentimientos internos de temor o minusvalía o de un deseo latente de lograr más popularidad que un hermano. c) Los orígenes de la conducta y sus problemas se establecen en la infancia a través de la satisfacción o frustración de las necesidades e impulsos básicos. Debido a la participación fundamental y potencial, relacionada con las necesidades básicas. Se da especial énfasis y atención a las relaciones con los padres, hermanos, abuelos, compañeros y personas con autoridad (por ejemplo maestros) en la edad temprana. Hay, por lo tanto, un sabor histórico único en el modelo Psicodinámico y un enfoque sobre la importancia de los hechos pasados más que los hechos presentes. d) La evaluación clínica, el tratamiento y las actividades de investigación deberían dirigirse a la búsqueda y funciones de los aspectos sutiles de la actividad intrapsíquica la cual, a pesar de que a menudo se oculta de la observación directa, debe ser tratada si hemos de comprender la conducta y aliviar los problemas conductuales.
  24. 24. 24 Diferencias con el psicoanálisis El psicoanálisis tiende a incluir mayor número de sesiones y pretende una exploración más en profundidad, particularmente acerca de los conflictos inconscientes del paciente, como por ejemplo aquellos relacionados con la temática edípica. La terapia psicodinámica, en cambio, se centra de manera más focalizada en el aquí y ahora, dirigiéndose de manera más activa hacia la problemática actual del paciente, tenga ésta base en su pasado o no. (5) DISCUSIÓN Los jóvenes y adolescentes suicidas informan de tener sentimientos intensos y dolorosos, depresión e inutilidad; ira, ansiedad y una incapacidad desesperanzadora para cambiar o encontrar solución a circunstancias frustrantes. Pueden responder impulsivamente a su sensación de desesperación con un intento de suicidio. El objetivo de las técnicas psicoterapéuticas es disminuir tales sentimientos y pensamientos intolerables y reorientar las perspectivas cognitivas y emocionales del niño o adolescente suicida. El clínico debe estar disponible al paciente y su familia, ser diestro en el manejo de crisis y relacionarse con el paciente de forma honesta y consistente; comprender las actitudes del paciente suicida y sus problemas vitales, transmitiendo un sentido de optimismo y actividad El objetivo de la psicoterapia psicodinámica es resolver conflictos internos relacionados con experiencias tempranas de rechazo, disciplina severa y abuso. A su vez trata de mejorar la autoestima permitiendo a los niños o adolescentes suicidas tengan más confianza en sí mismos, y ser menos inhibidos por la creencia de que son responsables de crear sus circunstancias problemáticas. La evidencia de este tipo de terapia no es concluyente ya que únicamente se ha encontrado un estudio y con deficiencias metodológicas, no está demostrada su eficacia según algunos autores revisados según Galaso (2009). CRITICA La atención mèdica psiquiátrica y psicológica en hospitales particulares, por el cobro de sus servicios y la presión que ejerce el tipo de usuario y los dueños, tiende a ser màs presta en la aplicación de las terapias psicológicas o psiquiátricas, situación evidenciada al platicar con algunos de los pacientes y familiares que esperaban consulta. No tengo los suficientes elementos para criticar
  25. 25. 25 si es una buena o mala atención al público en instituciones del gobierno dedicadas a la salud mental, tampoco tengo evidencias de que su metodología sea realmente adecuadas al tratamiento del paciente con intentos suicidas. Es notorio el trato, algunas veces hosco, a los usuarios en hospitales del gobierno, menos evidente en los hospitales que visité (ABC Hospital, hospital Español). Otros hospitales visitados fueron los siguientes: CENTRO COMUNITARIO DE SALUD MENTAL Dr. Enrique González Martínez No. 13 Col. Santa Mararía la Rivera C. P. 06400, México, D. F. TEL.: 5540 4749, 5541 1224 CLÍNICA 10, INSTITUTO MEXICANO DEL SEGURO SOCIAL Calzada de Tlalpan No. 931 Col. Niños Héroes de Chapultepec C. P. 03410, Tlalpan, México, D. F. TEL.: 5579 6122, 5579 6130 Fax: 557906359 HOSPITAL PSIQUIÁTRICO “FRAY BERNARDINO ÁLVAREZ” Av San buenaventura y Niño Jesus, Tlalpan. C. P. 14000, Méxoc, D. F. TEL.: 5573 0386, 5573 1550, 5573 0387 Fax: 5655 0388 HOSPITAL PSIQUIÁTRICO “FRAY BERNARDINO ÁLVAREZ” Av San buenaventura y Niño Jesus, Tlalpan. C. P. 14000, Méxoc, D. F. TEL.: 5573 0386, 5573 1550, 5573 0387 Fax: 5655 0388 En dichos centros de atención de enfermedades mentales, aún llevando las cartas de acreditación como estudiante de psicología de la UNAM, buscaron mandarme con jefes que no se localizaban en el momento, o me pedìan les dejase la petición para mi entrevista y que en unos días me daban la resolución, por lo que decidì buscar lugares que fueran màs accesibles a mi petición. Curiosamente la psicóloga en turno del Hospital Español, fue presta y amable en darme los datos que yo le solicitè, sólo pidiendo como requisito la carta constancia emitida por la institución para acreditarme como estudiante, algo que no ocurriò con las instituciones del gobierno a las que acudì a pedir información.
  26. 26. 26 Es necesario aclarar que el Centro ABC sucursal Observatorio y La Clínica de Salud Mental del Departamento de Psicología Médica Psiquiátrica y Salud Mental Facultad de Medicina de la UNAM, no dan servicio a pacientes con intentos suicidas. El Centro Mèdico ABC quitò su pabellón psiquiátrico. BIBLIOGRAFÌA: - Ansermet François (2006). Psicoanálisis y prevención precoz: la contingencia más allá de la necesidad(*). Recuperado el 30 de mayo del 2013, en: www.revistainterrogant.org/?page_id=151 -Arellano Rocha Víctor Hugo (1998). LA PERCEPCIÓN FAMILIAR EN ADOLESCENTES SUICIDAS. Tesis para obtener el título de: Licenciado en psicología. Facultad de Psicología UNAM, director de tesis: Mario Alfonso Cícero Franco.- -Artasanchez, F. (1999). Factores de riesgo para la ideación suicida. Análisis retrospectivo de factores de interacción y crianza. Tesis de Maestría en Psicología Clínica. Facultad de Psicología UNAM, División de Estudios Superiores de Posgrado, México. -Borges G, Benjet, C., Medina Mora, ME, Orozco Zavala, R., Molnar, B.E., Nock, M.K. (2008). Traumatic life events and suicide related outcomes among Mexico City Adolescents. Journal of Child Psychology and Psychiatry, 49(6), 654-666. -Bertolote, M. ( 2001). PREVENCIÓN DEL SUICIDIO UN INSTRUMENTO PARA A DOLESCENTES Y DEMÁS PERSONAL INSTITUCIONAL. Organización Mundial de la Salud. Recuperado el 12 de marzo del 2013 en: www.who.int/entity/mental_health/media/media_spanish.pdf [ More results from www.who.int/entity/mental_health/media ] -Chávez-Hernández, Ana María ; Medina Núñez, Miriam Carolina ; Macías-García, Luis Fernando .Modelo psicoeducativo para la prevención del suicidio en jóvenes. Salud Mental. vol. 31 (3.): 197-203, May-Jun, 2008 [texto PDF] . -Collins Harper (1998) .El Suicidio en los Adolescentes No. 10 | American Academy of Child ... Recuperado el 27 de marzo del 2013, en: www.aacap.org/page.ww?...Suicidio...Adolescentes...
  27. 27. 27 -Díaz-Benjumea (2001). Terapia Dialectico Conductual Trastorno Limite. Recueprado el 24 de mayo del 2013, en: www.slideshare.net/soyborderline/terapia-dialectico... -Egremy Nydia (2010).Aumentan suicidios de jóvenes mexicanos | Revista Contralínea |. Recuperado el 24 de marzo de 2013 de: contralinea.info/.../aumentan-suicidios-de-jovenes-mexica.. -Fernández A., Rodríguez B (1994). [PDF] TERAPIA INTERPERSONAL DE LA DEPRESIÓN - Centre Londres 94 ... Recuperado el 24 de may0del 2013, en: www.centrelondres94.com/files/TERAPIA_INTERPERSONAL_DE... -Galaso Laura (2009). Psicoterapia breve - Terapia cognitivo conductual. Recuperado el 4 de junio del 2013, en:www.psicoterapiabreve.com.ar/cognitivo_conductual.php -Guilherme Borges, Dr en C,(1) Ricardo Orozco, M en C,(1) Corina Benjet, Dra en Psicol,(1) Maria Elena Medina-Mora, Dra en Psicol Soc.(1) Suicidio y conductas suicidas en México: retrospectiva y situación actual Salud Pública Méx. 2010; Vol. 52(4):292-304 -Garduño Ambriz Rosalía, Gómez Hernández Krystiam Yesica, Peña Reyes Angélica Julieta (2011). Suicidio en adolescentes - Asociación Mexicana de Tanatología. Recuperado el 21 de mayo del 2013, en: www.tanatologia-amtac.com/.../27%20Suicidio%20en%20adolescentes.p... -González-Forteza, Catalina, Arana Quezadas, Daniela Shaíl, & Jiménez Tapia, José Alberto. (2008). Problemática suicida en adolescentes y el contexto escolar: Vinculación autogestiva con los servicios de salud mental. Salud mental, 31(1), 23-27. Recuperado en 24 de marzo de 2013, de: http://www.scielo.org.mx/scielo. - Martín Camacho Javier (2003). [PDF] 23.El ABC de la Terapia Cognitiva. Recuperado el 24 de mayo del 2013, en: www.diproredinter.com.ar/articulos/pdf/acbcognitivo.pdf -María Magdalena Rivera Sánchez M.M; Herrera Cruz, L. (2002). Perfil Psicológico de Personas con Intento Suicida. INSTITUTO POLITÉCNICO NACIONAL - Mondragón, L., Ito, M.E., Monroy, Z., Netza, C., Ocampo, R., Rodríguez, E., Larios, N., Lolas, F., Lara, C., Bórquez, B. (2010). Guía bioética para el tratamiento clínico de pacientes que han intentado suicidarse. México: Instituto Nacional de Psiquiatría Ramón de la Fuente Muñiz. Secretaría de Salud.
  28. 28. 28 -INEGI (2005). Estadísticas de Intentos de Suicidio y Suicidios de los Estados Unidos Mexicanos 2005.Estadísticas de intentos de suicidio y suicidios. Recuperado el 7 de marzo 2013 en: - Inegi. www.inegi.org.mx › ... › Estadísticas sociales -Las Naciones Unidas y la juventud | Preguntas Frecuentes | CINU. Recuperado el 21 de mayo del 2013, en: www.cinu.mx/minisitio/UNjuventud/preguntas_frecuentes/ -Pacheta, (2012). DURKHEIM, "El suicidio" (RESUMEN) | Antropología. Recuperado el 24 de marzo del 2013, en: estudioantropologia.blogspot.com › 1º Año -Pérez Aida Esther (2009) .-Psicología y Terapia Biogestalt -..Recuperado el 24 de mayo del 2013 en;...aidaestherperezlorenzo.blogspot.com/2009/12/terapia-de... -Pérez, S. (2005) ¿Cómo evitar el suicidio en adolescentes? Recuperado el 22 de julio de 2006, en http://www.psicologia-online.com/ebooks/suicidio/index.shtml -[PDF] Organización Mundial de la Salud (2001). Recuperado el 20 de mayo del 2013 en:www.who.int/entity/mental_health/media/en/63.pdf -OMS (Organización Mundial de la Salud). Programa de Acción mhGAP y suicidio. 2012 El suicidio es una enfermedad prioritaria en el Programa de Acción Mundial en Salud Mental (mhGAP) de la OMS.. -Olivares Cárdenas Ariadna C.; Sánchez Anaya Adriana (2004). EL SUICIDIO EN ESTUDIANTES DEL ÁREA DE LA SALUD. Tesis Empìrica para obtener el título de Licenciado en Psicologìa. UNAM, Facultad de Estudios Superiores Iztacala. - Rivera Hredia Marìa Elena (2010). La prevención del suicidio en los adolescentes - Coordinación de la ... Recuperado el 21de mayo del 2013, en: www.cic.umich.mx/.../prevencion_del_suicidio_en_adolescentes.pdf . 1. Grupo de Trabajo sobre el Manejo de la Depresión Mayor en el Adulto. Guía de Práctica Clínica sobre el Manejo de la Depresión Mayor en el Adulto. Santiago de Compostela: Axencia de Avaliación de Tecnoloxías Sanitarias de Galicia (avalia-t); 2008. Informe Nº.: avalia-t 2006/06. 2. Grupo de trabajo de la Guía de Práctica Clínica de Prevención y Tratamiento de la Conducta Suicida. Guía de Práctica Clínica de
  29. 29. 29 Prevención y Tratamiento de la Conducta Suicida. Plan de Calidad para el Sistema Nacional de Salud del Ministerio de Sanidad, Política Social e Igualdad. Agencia de Evaluación de Tecnologías Sanitarias de Galicia (avalia-t); 2012. Guías de Práctica Clínica en el SNS: Avalia-t 2010/02. 3. Qué entendemos por prevención - Ayuntamiento de A Coruña. Recuperado el 21de mayo del 2013 en: www.coruna.es/servlet/Satellite?c=Page&cid=1239623615243... 4. GUIA DE PRACTICA CONDUCTA SUICIDA MINSA.doc. Recuperado el 25 de mayo del 2013, en: ftp://ftp2.minsa.gob.pe/.../GUIA%20DE %20PRACTICA%20CONDUCT... 5. Terapia psicodinámica - Wikipedia, la enciclopedia libre. Recuperado el 2 de junio del 2013, en: es.wikipedia.org/wiki/Terapia_psicodinámica 6. “Documento de la Sociedad Española para el avance de la Psicología Clínica y de la Salud”. Siglo XXI. Noviembre de 2002). Recuperado el 4 de junio del 2013, en: http://www.sepcys.org/Doc/DocumentoEficaciaTratamientos.htm

×