SEGUIR CON EL MOUSE
Hoy emprendo un largo viaje, distinto a los que hice antes...
Un viaje que no tendrá retorno... Nadie irá a despedirme ni ...
No conozco el camino, y sin embargo, sé que atravesará
el valle de la soledad, el monte del dolor y el abismo de la
triste...
Mucho me cuesta este viaje. Un precio muy caro. El precio de
transformarse en hombre y dejar de ser ese inocente niño que
...
Donde existía un pecho en el cual apoyaba su cabeza para
dormir el sueño de la paz... Donde sus lágrimas eran los
jirones ...
Donde existía un pecho en el cual apoyaba su cabeza para
dormir el sueño de la paz... Donde sus lágrimas eran los
jirones ...
Próxima SlideShare
Cargando en…5
×

Un viaje sin regreso

1.103 visualizaciones

Publicado el

Amor

0 comentarios
0 recomendaciones
Estadísticas
Notas
  • Sé el primero en comentar

  • Sé el primero en recomendar esto

Sin descargas
Visualizaciones
Visualizaciones totales
1.103
En SlideShare
0
De insertados
0
Número de insertados
2
Acciones
Compartido
0
Descargas
3
Comentarios
0
Recomendaciones
0
Insertados 0
No insertados

No hay notas en la diapositiva.

Un viaje sin regreso

  1. 1. SEGUIR CON EL MOUSE
  2. 2. Hoy emprendo un largo viaje, distinto a los que hice antes... Un viaje que no tendrá retorno... Nadie irá a despedirme ni a esperarme, y sólo me acompañará el fantasma del recuerdo. Ese recuerdo que agita en mí el cansancio de otros viajes... Y tal es mi cansancio que ya no soporto el peso de las valijas cargadas de desamor y de penas... Un viaje provocado por el acierto de la incomprensión, hacia cualquier parte...
  3. 3. No conozco el camino, y sin embargo, sé que atravesará el valle de la soledad, el monte del dolor y el abismo de la tristeza. Ignoro también el rumbo que ha de tomar, pero tengo la esperanza que voy a encontrar en su final el remedio que más necesita mi alma: el tiempo del olvido. ¿Y la distancia? Distancia es no ver... pero no ver con los ojos...
  4. 4. Mucho me cuesta este viaje. Un precio muy caro. El precio de transformarse en hombre y dejar de ser ese inocente niño que vivía en un mundo de fantasías, donde todo era alegría e ilusión… En un mundo donde el silencio se escuchaba... Donde una caricia era más que suficiente para detener el tiempo...
  5. 5. Donde existía un pecho en el cual apoyaba su cabeza para dormir el sueño de la paz... Donde sus lágrimas eran los jirones de un alma débil y desprotegida que aún no había aprendido a usar los escudos del orgullo y el amor propio... Ese mundo donde no se quiere ser hombre, porque para serlo hay que nacer otro, y nacer en este caso, es morir... E.R.A.
  6. 6. Donde existía un pecho en el cual apoyaba su cabeza para dormir el sueño de la paz... Donde sus lágrimas eran los jirones de un alma débil y desprotegida que aún no había aprendido a usar los escudos del orgullo y el amor propio... Ese mundo donde no se quiere ser hombre, porque para serlo hay que nacer otro, y nacer en este caso, es morir... E.R.A.

×