SlideShare una empresa de Scribd logo
1 de 11
Descargar para leer sin conexión
Una globalización ficticia detrás de un colonialismo desbordado<br />Dispositivos de encierro que implican la construcción de espacios reticulados plenamente visibles y totalmente controlados para la normalización de los sujetos producidos y productivos (Catz, 2004: 1)<br />Mediante este texto pretendemos invitar al lector a cuestionar sus asuntos, sus hábitos y su haber. Queremos que el lector evite enajenarse, ocultarse y se cuestione cómo dentro de nuestro país en procesos de posmodernidad y, como consecuencia, de globalización se dan dinámicas capitalistas dentro de un desarrollo neoliberal y cómo se configura el ser como un producto susceptible de comercialización.<br />La modernidad trasformó al hombre, en un ser totalmente deshumanizado, un hombre-máquina, decepcionado de su realidad, un hombre totalmente olvidado de su entorno, lejano, esquivo, asustadizo que huye a esconderse de sí mismo, un hombre ausente. Surge entonces la posmodernidad como la alternativa, pero como si se tratara de la más escalofriante película de terror, la pesadilla continua por que este proyecto está edificado sobre la base de un proyecto ya fallido, es por esto que considero esta época como la modernidad tardía.<br />Una que no es tangible, que no necesita de código de barras, pero que sin más convierte a todos en objetos y en especial a los colombianos que se arrodillan con un fervor desbordante ante objetos o personas con supuesta superioridad, con aires de magnificencia a la cual le otorgan  el poder de manejar sus espacios sociales.<br />La deriva como forma de reapropiación desalineada de la ciudad, la construcción de situaciones en la que los sujetos no son artistas no espectadores sino vividores de la ciudad. Intervención en la ciudad que incluye la provocación el performance, las frases, el grafiti.<br />En la globalización el transito social, político y artístico se da dentro de dinámicas netamente comerciales, y la situación carece de validez, la creación de situaciones sin un fin especifico se convierten en hechos carentes de sentido y muere la creatividad, porque dentro de la ciudad del espectáculo todo debe tener un propósito claro y un fin conciso. Entonces la psicogeografía, que a su vez se enmarca dentro de la teoría de la deriva, pretende entre otras cosas generar una reapropiación de la ciudad moderna a través del tránsito ininterrumpido por diversos espacios que lleven al transeúnte a construir una subjetividad consiente basada en la experiencia propia de su entorno, se desdibujan por que la subjetividad desaparece y es reemplazada por la masa.<br />Es así como los imaginarios mueren y los lugares se trasforman en dominios propios del ser en su entorno. Su ciudad es así como el conocimiento nos brinda libertad para transitar libremente a través de nuestro medio. <br />Espacios donde la gente se reúne para compartir experiencias, realidades, momentos, acontecimientos, se dan dentro de un marco opulento y dictatorial. La práctica social se presenta como un escenario de vigilancia, en el cual se controlan las rutinarias y pobres vidas de la sociedad del espectáculo.<br />En  las lógicas de la globalización toma esencial relevancia el término alienación, porque presenta el hecho de que el obrero o proletario está alienado constantemente dentro y fuera de su trabajo, y asiste a su propia enajenación, al perder su capacidad de emancipación y quedar totalmente desprovisto de voluntad ante los medios masivos de comunicación.<br />Lugares altos que nos dan seguridad, que tiene seguridad para cuidar su dinero y el nuestro y así comprar una seguridad efímera ya que han descubierto que su riqueza no lo es más que aparentemente y reclaman el derecho a vivir contra las maquinas que les expropian su tiempo de vida.<br />La ciudad del espectáculo está poblada por ciudadanos solitarios, que hay que proteger de cualquier sublevación, una masa amorfa de seres deshumanizados, esclavos de sus bienes y amos de sus apariencias, ajenos a su realidad e invidentes de su ciudad. Todo es susceptible de comercialización, porque todo es mercancía, en esa medida cualquier cosa puede ser consumida y posteriormente desechada. Los ciudadanos de la ciudad del espectáculo se sumen cada vez más en una rutina infinita y modorra. Su aventura es el comercio y su deriva es una pesadilla.<br />Una población urbana que hay que preservar de las pestes, de las rebeliones. Una población que hay que hacer crecer, que hay que medir, que es la fuerza económica de un país. El cuerpo pensara en maquinas, en fuerzas medibles, descomponibles, recomponibles (Catz, 2004; 3).<br />Lo global siempre ha estado por encima de lo singular, la sociedad del espectáculo queriendo hacer parte de un escenario globalizado, para no quedarse atrás. Colombia país de una identidad foránea. El país del espectáculo en el marco de una reproducción de todo lo que hacen los países que tienen poder y significación, en los denominados países tercermundistas. <br />La transformación de la geografía moderna imperialista del mundo y la realización del mercado mundial señalan un pasaje dentro del modo capitalista de producción, más aún: la división espacial de los 2 mundos (primero, segundo y tercer mundo) se ha entremezclado de modo tal que hayamos continuamente el primer mundo en el tercero, tercero en el primero y el segundo en verdad en ningún lado (Bustamante y otros, 2003; 3)<br />El conflicto de entender la globalización como un proceso a gran escala y pluridimensional ha hecho que los países tercer mundistas se conviertan en colchas de retazos. Poblados de ideas extrañas a su condición, en la búsqueda siempre de adquirir una posición cercana a la de los países del primer mundo.<br />Una pobreza de la proliferación de mercancías conserva, envuelve y disimula pero no resuelve ha saber la miseria de la vida cotidiana de los trabajadores de quienes han descubierto que su riqueza no lo es más que aparentemente y reclaman el derecho a vivir contra las maquinas que les expropian su tiempo de vida.<br /> La globalización se ha visto incapaz de acabar con la pobreza, la miseria, la barbarie, y en fin un sin número de problemas sociales, que claramente el capitalismo enajeno, olvidó, desprecio. Es así como el proyecto globalizador es sin más un gigante déspota, prepotente y clasista.<br />El centro comercial dentro del margen de escenario social se desenvuelve en lógicas clasistas y altamente discriminativas. Este tipo de construcciones desde el punto de vista arquitectónico parecen cárceles de máxima seguridad donde los proletarios asisten a su propia enajenación. Parecen cárceles porque la libertad no gusta y se las arreglan de formas inimaginadas para contenerla, abstraerla, amarrarla. Es así como se crean las instituciones sociales de la sociedad. La libertad es algo que hay condicionar hasta su punto máximo. Se controla el espacio y el tiempo. El ir y el venir. Todo se condiciona para evitar que haya indicios de rebeldía o autodeterminación. <br />Para alimentar el seudoocio del proletariado convertido en masa de consumidores pasivos y satisfechos, en agregado de espectadores que asisten a su propia enajenación. <br />En Bogotá en el centro comercial Andino ubicado en la calle 82 con carrera 12, es un espacio donde las posturas de las personas reflejan el poderío de las imágenes sobre ellas se denota la necesidad de parecerse a estos cuerpos inertes y fríos de la publicidad. Cuerpos tiesos que obedecen a una lógica de subyugación absoluta. Se presentan ideales de libertad, paraísos postizos, cuerpos perfectamente operados y falsos, sentimientos plásticos y desechables y finalmente lo más denigrante del asunto que resulta encontrar a seres de carne y hueso buscando esa perfección afanosamente. Cubriendo sus cuerpos con costosos ropajes que en todo caso no ocultan la falsedad de sus miradas y en consecuencia de su ser.<br />La humanidad se ha convertido ahora en un espectáculo de sí misma. Su auto alineación ha alcanzado un grado que le permite su propia destrucción como un goce estético. <br />Nuestro país más que arte, está lleno de artesanías, que exponen lo mejor que tiene cada una de nuestras regiones, las cuales aunque no impongan una identidad que nos una a todos, son una riqueza que aún se debe cuidar por el peso histórico que tienen. Somos consientes que en la actualidad muy pocas personas valoran lo nacional, todos sueñan con un cuadro de Dalí o con una escultura de Botero, pero solo la quisieron hasta que dio la vuelta al mundo, vuelta que conllevo a que otros dieron el tan anhelado si, y la aprobaran como arte, pero más que arte un objeto de poder, esta fase implica la creación continua de necesidades superfluas, en tanto el falseamiento cotidiano del mundo que implica la mercancía llega al extremo que se abstrae totalmente de su valor de uso, para transformarse en una necesidad de apariencia. (Catz, 2004; 6)<br />Apariencia que cierto grado solo da el  poder sobre otros, de que le serviría al hombre contar con esta apariencia pero vivir en un desierto donde otros no puedan otorgarle el poder de seguridad y reconocimiento. <br />Las artesanías colombianas han ganado ese reconocimiento luego de pasar por el proceso anteriormente dicho, por eso personas con poder se aprovechan de la poca aceptación que tienen en su tierra (Colombia), para pagar por ella muy poco comparada al precio al que la exportan. Sucede por la desigualdad de división del trabajo cultural debido a los condicionamientos nacionales (El acceso inequitativo al desarrollo socioeconómico, tecnológico y educativo) y también a las políticas regionales con las que busca impulsar y expandir el patrimonio cultural. (Catz, 2004; 48-49)<br />Pero la manera en que buscan impulsarlo es dejando que otros países tomen la delantera como boom a la sociedad, es el caso que se presenta alrededor del centro comercial Andino. Al ubicarse en uno de sus costados, lo primero que vemos es una arquitectura que parece un rompecabezas de Lego, almacenes de casi dos pisos, con aires de grandeza, que en gran medida se trata de una convención social. Aparentemente parece no haber una intención explícita en la construcción de dichos emporios, a pesar de esto se su apariencia es avasalladora,  imperios indestructibles, el cemento con un concepto elitista, vigilantes mal encarados exhibiendo sus armas con aires de poder, perros guardianes amenazantes y agresivos, que cuidan la solidez de sus edificaciones por encima de sus soledades, por encima de sus carnes.<br />Cuando el desarrollo capitalista se ha apropiado de los modos de ser artísticos y la publicidad los video clips y las páginas de internet saquean las innovaciones de las vanguardias (El op y el pop, el modernismo y el posmodernismo, lo sublime y lo siniestro), la pregunta por cómo pueden los artistas insertarse en la vida social carece de sentido. (Canclini, 1992, 55) <br />Solido que es exaltado más que las artesanías, las cuales dejan a un costado, bien lejano del lugar donde hay tráfico de personas en la vergüenza de mostrar lo propio, lo Colombiano, y mucho más comprarlo, porque se trata de algo desprovisto de importancia social.<br />El espacio está dispuesto para vender toda clase de artículos con diferentes valores materiales, los cuerpos están dispuestos para interactuar en un escenario netamente económico y la realidad de confunde dentro de una esfera de cristal alejada del panorama actual del mundo. Empiezan entonces a aparecer los rostros de la miseria y el desalojo, de la desigualdad y el desasosiego. Una mentira que de tanto ser repetida se volvió real. <br /> Inclusive las imágenes que han sido apostadas para describir el mundo de la posguerra fría no serían adecuadas para dar cuenta de la realidad sobreviniente; nos referimos a las representaciones de un mundo sin sentido. (Laidi, 1997: 25 y ss.)<br />Podríamos admitir que si bien es cierto que la globalización  no necesariamente se identifica con neoliberalismo, la afirmación de que la globalización es capitalista parece ser irrefutable. Como lo ha expresado Hugo Fazio (2002), el capitalismo es el motor y el mercado es la gasolina de la globalización, admitiendo, entonces, con muchos, que hoy día son inseparables los dos fenómenos o, mejor, que el capitalismo es la condición socioeconómica insuperable de nuestro tiempo.( Bustamante y otros, 2003; 2)<br />¿Puede entenderse Colombia como un país globalizado o acaso es una herramienta para que otros países de globalicen?<br />Los colombianos tienen el imaginario de que Colombia entra en el auge de la globalización, más cuando se camina por sectores como calle 82 con carrera 12, aunque nadie lo diga, todos buscan este lugar para refugiarse, para  sentirse fuera del país, ocultando la realidad evidente debajo de edificaciones que aunque sean inmensas no tienen las bases suficientes para justificar la liquidez que las aqueja. Son plásticas como los productos que venden y sus dineros no tienen procedencias claras. <br />Colombia obedece a un gobierno de carácter neoliberal y en su nombre se crean dinámicas de homogenización, una orientada a la desigualdad que se entiende como la normalidad de una sociedad que tiene y no tiene, que solo un pequeño grupo puede estar cerca de este imperio, haciendo creer a estos individuos que son parte de él, cuando solo son un medio para que este crezca. Son la herramienta que hace que este emporio tenga sentido, para que este monopolio se reproduzca y les asista esa enajenación infernal en la que viven sumidos.<br />Redes de información y redes de entretenimiento, aunque operan con lógicas parcialmente distintas proveen formas de conocimiento y autoconocimiento, de diagnostico e identificación donde el inglés es hegemónico. La prevalencia de esta lengua separa, en ambas redes a los países protagonistas marginales y excluidos. (Canclini, 1992, 43) <br />Universidad Central<br />Facultad de arte y ciencias humanas<br />Materia<br />Laboratorio de Imagen<br />Profesor<br />Jorge William Agudelo<br />Estudiante: <br />Paloma Botero Andrade<br />Angélica Casas<br />Lola Muñoz<br />Miércoles<br />Marzo<br />2011<br />
Globalización o americanización
Globalización o americanización
Globalización o americanización
Globalización o americanización
Globalización o americanización
Globalización o americanización
Globalización o americanización
Globalización o americanización
Globalización o americanización
Globalización o americanización

Más contenido relacionado

La actualidad más candente

Ensayo libro vidas desperdiciadas
Ensayo libro vidas desperdiciadasEnsayo libro vidas desperdiciadas
Ensayo libro vidas desperdiciadasdaniog51
 
Configuración y crisis del mito del trabajo
Configuración y crisis del mito del trabajoConfiguración y crisis del mito del trabajo
Configuración y crisis del mito del trabajoLuis Arbide
 
Brindis-por-la-modernidad-marshall-berman
 Brindis-por-la-modernidad-marshall-berman Brindis-por-la-modernidad-marshall-berman
Brindis-por-la-modernidad-marshall-bermanOJITOZ
 
SáNchez Mito De La Nacionalidad Argentina
SáNchez Mito De La Nacionalidad ArgentinaSáNchez Mito De La Nacionalidad Argentina
SáNchez Mito De La Nacionalidad ArgentinaHAV
 
Manifiesto comunista k
Manifiesto comunista kManifiesto comunista k
Manifiesto comunista kev_e2016
 
La fantasía de la individualidad. Sobre la construcción sociohistorica del su...
La fantasía de la individualidad. Sobre la construcción sociohistorica del su...La fantasía de la individualidad. Sobre la construcción sociohistorica del su...
La fantasía de la individualidad. Sobre la construcción sociohistorica del su...SistemadeEstudiosMed
 
Alvaro fernandez
Alvaro fernandezAlvaro fernandez
Alvaro fernandezdgjulio
 
Bauman modernidad líquida
Bauman modernidad líquidaBauman modernidad líquida
Bauman modernidad líquidaMariano Lopata
 
Filosofía en y desde latinoamérica (síntesis y
Filosofía en y desde latinoamérica (síntesis yFilosofía en y desde latinoamérica (síntesis y
Filosofía en y desde latinoamérica (síntesis ysapino
 
Hijos de la malinche
Hijos de la malincheHijos de la malinche
Hijos de la malincheDaniela Tapia
 
ZYGMUNT BAUMAN; MODERNIDAD LÍQUIDA Y FRAGILIDAD HUMANA _ DR. ADOLFO VÁSQUEZ ...
 ZYGMUNT BAUMAN; MODERNIDAD LÍQUIDA Y FRAGILIDAD HUMANA _ DR. ADOLFO VÁSQUEZ ... ZYGMUNT BAUMAN; MODERNIDAD LÍQUIDA Y FRAGILIDAD HUMANA _ DR. ADOLFO VÁSQUEZ ...
ZYGMUNT BAUMAN; MODERNIDAD LÍQUIDA Y FRAGILIDAD HUMANA _ DR. ADOLFO VÁSQUEZ ...Adolfo Vasquez Rocca
 
Cultura de desperdicios zygman bauman
Cultura de desperdicios zygman baumanCultura de desperdicios zygman bauman
Cultura de desperdicios zygman baumanjulian1204
 
La derrota del pensamiento alain finkielkraut
La derrota del pensamiento  alain finkielkrautLa derrota del pensamiento  alain finkielkraut
La derrota del pensamiento alain finkielkrautfesari2
 
La estética del hambre
La estética del hambreLa estética del hambre
La estética del hambreAtomSamit
 
LA ALIENACIÓN DE LOS SERES HUMANOS EN LOS TIEMPOS ACTUALES.
LA ALIENACIÓN DE LOS SERES HUMANOS EN LOS TIEMPOS ACTUALES.LA ALIENACIÓN DE LOS SERES HUMANOS EN LOS TIEMPOS ACTUALES.
LA ALIENACIÓN DE LOS SERES HUMANOS EN LOS TIEMPOS ACTUALES.Moises Logroño
 

La actualidad más candente (19)

Ensayo libro vidas desperdiciadas
Ensayo libro vidas desperdiciadasEnsayo libro vidas desperdiciadas
Ensayo libro vidas desperdiciadas
 
Configuración y crisis del mito del trabajo
Configuración y crisis del mito del trabajoConfiguración y crisis del mito del trabajo
Configuración y crisis del mito del trabajo
 
Brindis-por-la-modernidad-marshall-berman
 Brindis-por-la-modernidad-marshall-berman Brindis-por-la-modernidad-marshall-berman
Brindis-por-la-modernidad-marshall-berman
 
SáNchez Mito De La Nacionalidad Argentina
SáNchez Mito De La Nacionalidad ArgentinaSáNchez Mito De La Nacionalidad Argentina
SáNchez Mito De La Nacionalidad Argentina
 
Manifiesto comunista k
Manifiesto comunista kManifiesto comunista k
Manifiesto comunista k
 
La fantasía de la individualidad. Sobre la construcción sociohistorica del su...
La fantasía de la individualidad. Sobre la construcción sociohistorica del su...La fantasía de la individualidad. Sobre la construcción sociohistorica del su...
La fantasía de la individualidad. Sobre la construcción sociohistorica del su...
 
Clase Uba 10 II
Clase Uba 10 IIClase Uba 10 II
Clase Uba 10 II
 
Prov
ProvProv
Prov
 
Alvaro fernandez
Alvaro fernandezAlvaro fernandez
Alvaro fernandez
 
Bauman modernidad líquida
Bauman modernidad líquidaBauman modernidad líquida
Bauman modernidad líquida
 
Filosofía en y desde latinoamérica (síntesis y
Filosofía en y desde latinoamérica (síntesis yFilosofía en y desde latinoamérica (síntesis y
Filosofía en y desde latinoamérica (síntesis y
 
14
1414
14
 
Hijos de la malinche
Hijos de la malincheHijos de la malinche
Hijos de la malinche
 
ZYGMUNT BAUMAN; MODERNIDAD LÍQUIDA Y FRAGILIDAD HUMANA _ DR. ADOLFO VÁSQUEZ ...
 ZYGMUNT BAUMAN; MODERNIDAD LÍQUIDA Y FRAGILIDAD HUMANA _ DR. ADOLFO VÁSQUEZ ... ZYGMUNT BAUMAN; MODERNIDAD LÍQUIDA Y FRAGILIDAD HUMANA _ DR. ADOLFO VÁSQUEZ ...
ZYGMUNT BAUMAN; MODERNIDAD LÍQUIDA Y FRAGILIDAD HUMANA _ DR. ADOLFO VÁSQUEZ ...
 
Cultura de desperdicios zygman bauman
Cultura de desperdicios zygman baumanCultura de desperdicios zygman bauman
Cultura de desperdicios zygman bauman
 
La derrota del pensamiento alain finkielkraut
La derrota del pensamiento  alain finkielkrautLa derrota del pensamiento  alain finkielkraut
La derrota del pensamiento alain finkielkraut
 
Ciudades múltiples
Ciudades múltiplesCiudades múltiples
Ciudades múltiples
 
La estética del hambre
La estética del hambreLa estética del hambre
La estética del hambre
 
LA ALIENACIÓN DE LOS SERES HUMANOS EN LOS TIEMPOS ACTUALES.
LA ALIENACIÓN DE LOS SERES HUMANOS EN LOS TIEMPOS ACTUALES.LA ALIENACIÓN DE LOS SERES HUMANOS EN LOS TIEMPOS ACTUALES.
LA ALIENACIÓN DE LOS SERES HUMANOS EN LOS TIEMPOS ACTUALES.
 

Destacado

Destacado (13)

El celular
El celularEl celular
El celular
 
Riesgos en internet
Riesgos en internetRiesgos en internet
Riesgos en internet
 
Internet segura
Internet seguraInternet segura
Internet segura
 
La Biblia
La BibliaLa Biblia
La Biblia
 
Peligros del Uso de Internet
Peligros del Uso de InternetPeligros del Uso de Internet
Peligros del Uso de Internet
 
Internet Segura
Internet SeguraInternet Segura
Internet Segura
 
Lotería Bíblica. Libros de la Biblia
Lotería Bíblica. Libros de la BibliaLotería Bíblica. Libros de la Biblia
Lotería Bíblica. Libros de la Biblia
 
Internet explicado para personas del siglo xx
Internet explicado para personas del siglo xxInternet explicado para personas del siglo xx
Internet explicado para personas del siglo xx
 
Internet Seguro
Internet SeguroInternet Seguro
Internet Seguro
 
Qué peligros hay en internet
Qué peligros hay en internetQué peligros hay en internet
Qué peligros hay en internet
 
Los riesgos en internet
Los riesgos en internetLos riesgos en internet
Los riesgos en internet
 
presentacion sobre peligros en internet
presentacion sobre peligros en internetpresentacion sobre peligros en internet
presentacion sobre peligros en internet
 
Diapositivas del internet sano
Diapositivas del internet sanoDiapositivas del internet sano
Diapositivas del internet sano
 

Similar a Globalización o americanización

Cultura, simulacro (Jean Baudrillard)
Cultura, simulacro (Jean Baudrillard)Cultura, simulacro (Jean Baudrillard)
Cultura, simulacro (Jean Baudrillard)Diego Alejandro
 
Los movimientos sociales en la era de internet
Los movimientos sociales en la era de internetLos movimientos sociales en la era de internet
Los movimientos sociales en la era de internetPaloma Botero
 
Estrategias fatales vol.2 Mass-Media Critica Curatorial
Estrategias fatales vol.2 Mass-Media Critica CuratorialEstrategias fatales vol.2 Mass-Media Critica Curatorial
Estrategias fatales vol.2 Mass-Media Critica Curatorialhome
 
Discurso colonizador y descolonizador
Discurso colonizador y descolonizadorDiscurso colonizador y descolonizador
Discurso colonizador y descolonizadorXico Meneses
 
¿dónde está la franja amarilla? por Willian Opsina
¿dónde está la franja amarilla? por Willian Opsina ¿dónde está la franja amarilla? por Willian Opsina
¿dónde está la franja amarilla? por Willian Opsina Javier Danilo
 
El vertigo de la sobremodernidad; no lugares, ciudades del anonimato y turism...
El vertigo de la sobremodernidad; no lugares, ciudades del anonimato y turism...El vertigo de la sobremodernidad; no lugares, ciudades del anonimato y turism...
El vertigo de la sobremodernidad; no lugares, ciudades del anonimato y turism...Adolfo Vasquez Rocca
 
Las Grandes Ideas Modernas Atilio Figuier
Las Grandes Ideas Modernas   Atilio FiguierLas Grandes Ideas Modernas   Atilio Figuier
Las Grandes Ideas Modernas Atilio Figuierguest8dcd3f
 
La globalizaciã³n en la cultura humana
La globalizaciã³n en la cultura humanaLa globalizaciã³n en la cultura humana
La globalizaciã³n en la cultura humanazerston1997
 
53 02 globalizacion
53 02 globalizacion53 02 globalizacion
53 02 globalizacionNeila Silva
 
Gruzinsky pensamiento mestizo-v14
Gruzinsky pensamiento mestizo-v14Gruzinsky pensamiento mestizo-v14
Gruzinsky pensamiento mestizo-v14Erekei
 
El yo detrás de la imagen
El yo detrás de la imagenEl yo detrás de la imagen
El yo detrás de la imagenPaloma Botero
 
La industria cultural
La industria culturalLa industria cultural
La industria culturalabrilgonzz
 
Cp18 el desvanecimiento del tiempo y la estetización de la espacialidad polít...
Cp18 el desvanecimiento del tiempo y la estetización de la espacialidad polít...Cp18 el desvanecimiento del tiempo y la estetización de la espacialidad polít...
Cp18 el desvanecimiento del tiempo y la estetización de la espacialidad polít...Miguel Angel Zamora
 
Presentación Del Prado - Cultura en el mundo de la modernidad líquida.pptx
Presentación Del Prado - Cultura en el mundo de la modernidad líquida.pptxPresentación Del Prado - Cultura en el mundo de la modernidad líquida.pptx
Presentación Del Prado - Cultura en el mundo de la modernidad líquida.pptxChristianMongeOlivar
 
Adolfo vásquez rocca ph.d. baudrillard; cultura, simulacro y régimen de mort...
Adolfo vásquez rocca ph.d.  baudrillard; cultura, simulacro y régimen de mort...Adolfo vásquez rocca ph.d.  baudrillard; cultura, simulacro y régimen de mort...
Adolfo vásquez rocca ph.d. baudrillard; cultura, simulacro y régimen de mort...Adolfo Vasquez Rocca
 
Genero y descolonialidad
Genero y descolonialidadGenero y descolonialidad
Genero y descolonialidaddismarp
 

Similar a Globalización o americanización (20)

Cultura, simulacro (Jean Baudrillard)
Cultura, simulacro (Jean Baudrillard)Cultura, simulacro (Jean Baudrillard)
Cultura, simulacro (Jean Baudrillard)
 
Los movimientos sociales en la era de internet
Los movimientos sociales en la era de internetLos movimientos sociales en la era de internet
Los movimientos sociales en la era de internet
 
Expo lectura 7
Expo lectura 7Expo lectura 7
Expo lectura 7
 
Estrategias fatales vol.2 Mass-Media Critica Curatorial
Estrategias fatales vol.2 Mass-Media Critica CuratorialEstrategias fatales vol.2 Mass-Media Critica Curatorial
Estrategias fatales vol.2 Mass-Media Critica Curatorial
 
Discurso colonizador y descolonizador
Discurso colonizador y descolonizadorDiscurso colonizador y descolonizador
Discurso colonizador y descolonizador
 
¿dónde está la franja amarilla? por Willian Opsina
¿dónde está la franja amarilla? por Willian Opsina ¿dónde está la franja amarilla? por Willian Opsina
¿dónde está la franja amarilla? por Willian Opsina
 
Pensamiento crítico
Pensamiento críticoPensamiento crítico
Pensamiento crítico
 
Modernidad líquida
Modernidad líquidaModernidad líquida
Modernidad líquida
 
Presentación contexto ii
Presentación contexto iiPresentación contexto ii
Presentación contexto ii
 
El vertigo de la sobremodernidad; no lugares, ciudades del anonimato y turism...
El vertigo de la sobremodernidad; no lugares, ciudades del anonimato y turism...El vertigo de la sobremodernidad; no lugares, ciudades del anonimato y turism...
El vertigo de la sobremodernidad; no lugares, ciudades del anonimato y turism...
 
Las Grandes Ideas Modernas Atilio Figuier
Las Grandes Ideas Modernas   Atilio FiguierLas Grandes Ideas Modernas   Atilio Figuier
Las Grandes Ideas Modernas Atilio Figuier
 
La globalizaciã³n en la cultura humana
La globalizaciã³n en la cultura humanaLa globalizaciã³n en la cultura humana
La globalizaciã³n en la cultura humana
 
53 02 globalizacion
53 02 globalizacion53 02 globalizacion
53 02 globalizacion
 
Gruzinsky pensamiento mestizo-v14
Gruzinsky pensamiento mestizo-v14Gruzinsky pensamiento mestizo-v14
Gruzinsky pensamiento mestizo-v14
 
El yo detrás de la imagen
El yo detrás de la imagenEl yo detrás de la imagen
El yo detrás de la imagen
 
La industria cultural
La industria culturalLa industria cultural
La industria cultural
 
Cp18 el desvanecimiento del tiempo y la estetización de la espacialidad polít...
Cp18 el desvanecimiento del tiempo y la estetización de la espacialidad polít...Cp18 el desvanecimiento del tiempo y la estetización de la espacialidad polít...
Cp18 el desvanecimiento del tiempo y la estetización de la espacialidad polít...
 
Presentación Del Prado - Cultura en el mundo de la modernidad líquida.pptx
Presentación Del Prado - Cultura en el mundo de la modernidad líquida.pptxPresentación Del Prado - Cultura en el mundo de la modernidad líquida.pptx
Presentación Del Prado - Cultura en el mundo de la modernidad líquida.pptx
 
Adolfo vásquez rocca ph.d. baudrillard; cultura, simulacro y régimen de mort...
Adolfo vásquez rocca ph.d.  baudrillard; cultura, simulacro y régimen de mort...Adolfo vásquez rocca ph.d.  baudrillard; cultura, simulacro y régimen de mort...
Adolfo vásquez rocca ph.d. baudrillard; cultura, simulacro y régimen de mort...
 
Genero y descolonialidad
Genero y descolonialidadGenero y descolonialidad
Genero y descolonialidad
 

Más de Paloma Botero

La estrategia como un replanteamiento del yo
La estrategia como un replanteamiento del yoLa estrategia como un replanteamiento del yo
La estrategia como un replanteamiento del yoPaloma Botero
 
Los medios de comunicación
Los medios de comunicaciónLos medios de comunicación
Los medios de comunicaciónPaloma Botero
 
Reseña 2do capitulo michael maffesoli
Reseña 2do capitulo michael maffesoliReseña 2do capitulo michael maffesoli
Reseña 2do capitulo michael maffesoliPaloma Botero
 
Reseña 1er capitulo michael maffesoli
Reseña 1er capitulo michael maffesoliReseña 1er capitulo michael maffesoli
Reseña 1er capitulo michael maffesoliPaloma Botero
 
El eye tracking o la subjetividad
El eye tracking o la subjetividadEl eye tracking o la subjetividad
El eye tracking o la subjetividadPaloma Botero
 
Globalización o americanización
Globalización o americanizaciónGlobalización o americanización
Globalización o americanizaciónPaloma Botero
 
Memorias de un gobierno intermitente
Memorias de un gobierno intermitenteMemorias de un gobierno intermitente
Memorias de un gobierno intermitentePaloma Botero
 
Glosario comunicación
Glosario comunicaciónGlosario comunicación
Glosario comunicaciónPaloma Botero
 
Publicidad para niños
Publicidad para niñosPublicidad para niños
Publicidad para niñosPaloma Botero
 
Proyectos democráticos en una cultura de la desigualdad ultimo
Proyectos democráticos en una cultura de la desigualdad ultimoProyectos democráticos en una cultura de la desigualdad ultimo
Proyectos democráticos en una cultura de la desigualdad ultimoPaloma Botero
 
Organizaciones civiles, nuevos sujetos sociales
Organizaciones civiles, nuevos sujetos socialesOrganizaciones civiles, nuevos sujetos sociales
Organizaciones civiles, nuevos sujetos socialesPaloma Botero
 
La libertad de expresión
La libertad de expresiónLa libertad de expresión
La libertad de expresiónPaloma Botero
 
La colonización detrás de la polis
La colonización detrás de la polisLa colonización detrás de la polis
La colonización detrás de la polisPaloma Botero
 
El eye tracking o la subjetividad
El eye tracking o la subjetividadEl eye tracking o la subjetividad
El eye tracking o la subjetividadPaloma Botero
 
El yo detrás de la miseria
El yo detrás de la miseriaEl yo detrás de la miseria
El yo detrás de la miseriaPaloma Botero
 

Más de Paloma Botero (20)

Sociedad
SociedadSociedad
Sociedad
 
La estrategia como un replanteamiento del yo
La estrategia como un replanteamiento del yoLa estrategia como un replanteamiento del yo
La estrategia como un replanteamiento del yo
 
Los medios de comunicación
Los medios de comunicaciónLos medios de comunicación
Los medios de comunicación
 
Reseña 2do capitulo michael maffesoli
Reseña 2do capitulo michael maffesoliReseña 2do capitulo michael maffesoli
Reseña 2do capitulo michael maffesoli
 
Reseña 1er capitulo michael maffesoli
Reseña 1er capitulo michael maffesoliReseña 1er capitulo michael maffesoli
Reseña 1er capitulo michael maffesoli
 
El eye tracking o la subjetividad
El eye tracking o la subjetividadEl eye tracking o la subjetividad
El eye tracking o la subjetividad
 
Globalización o americanización
Globalización o americanizaciónGlobalización o americanización
Globalización o americanización
 
Memorias de un gobierno intermitente
Memorias de un gobierno intermitenteMemorias de un gobierno intermitente
Memorias de un gobierno intermitente
 
Glosario comunicación
Glosario comunicaciónGlosario comunicación
Glosario comunicación
 
Publicidad para niños
Publicidad para niñosPublicidad para niños
Publicidad para niños
 
Proyectos democráticos en una cultura de la desigualdad ultimo
Proyectos democráticos en una cultura de la desigualdad ultimoProyectos democráticos en una cultura de la desigualdad ultimo
Proyectos democráticos en una cultura de la desigualdad ultimo
 
Organizaciones civiles, nuevos sujetos sociales
Organizaciones civiles, nuevos sujetos socialesOrganizaciones civiles, nuevos sujetos sociales
Organizaciones civiles, nuevos sujetos sociales
 
Logosfera
LogosferaLogosfera
Logosfera
 
La libertad de expresión
La libertad de expresiónLa libertad de expresión
La libertad de expresión
 
La colonización detrás de la polis
La colonización detrás de la polisLa colonización detrás de la polis
La colonización detrás de la polis
 
El eye tracking o la subjetividad
El eye tracking o la subjetividadEl eye tracking o la subjetividad
El eye tracking o la subjetividad
 
Cibercultura
CiberculturaCibercultura
Cibercultura
 
Expresionismo
ExpresionismoExpresionismo
Expresionismo
 
El yo detrás de la miseria
El yo detrás de la miseriaEl yo detrás de la miseria
El yo detrás de la miseria
 
Cibercultura ultimo
Cibercultura ultimoCibercultura ultimo
Cibercultura ultimo
 

Globalización o americanización

  • 1. Una globalización ficticia detrás de un colonialismo desbordado<br />Dispositivos de encierro que implican la construcción de espacios reticulados plenamente visibles y totalmente controlados para la normalización de los sujetos producidos y productivos (Catz, 2004: 1)<br />Mediante este texto pretendemos invitar al lector a cuestionar sus asuntos, sus hábitos y su haber. Queremos que el lector evite enajenarse, ocultarse y se cuestione cómo dentro de nuestro país en procesos de posmodernidad y, como consecuencia, de globalización se dan dinámicas capitalistas dentro de un desarrollo neoliberal y cómo se configura el ser como un producto susceptible de comercialización.<br />La modernidad trasformó al hombre, en un ser totalmente deshumanizado, un hombre-máquina, decepcionado de su realidad, un hombre totalmente olvidado de su entorno, lejano, esquivo, asustadizo que huye a esconderse de sí mismo, un hombre ausente. Surge entonces la posmodernidad como la alternativa, pero como si se tratara de la más escalofriante película de terror, la pesadilla continua por que este proyecto está edificado sobre la base de un proyecto ya fallido, es por esto que considero esta época como la modernidad tardía.<br />Una que no es tangible, que no necesita de código de barras, pero que sin más convierte a todos en objetos y en especial a los colombianos que se arrodillan con un fervor desbordante ante objetos o personas con supuesta superioridad, con aires de magnificencia a la cual le otorgan el poder de manejar sus espacios sociales.<br />La deriva como forma de reapropiación desalineada de la ciudad, la construcción de situaciones en la que los sujetos no son artistas no espectadores sino vividores de la ciudad. Intervención en la ciudad que incluye la provocación el performance, las frases, el grafiti.<br />En la globalización el transito social, político y artístico se da dentro de dinámicas netamente comerciales, y la situación carece de validez, la creación de situaciones sin un fin especifico se convierten en hechos carentes de sentido y muere la creatividad, porque dentro de la ciudad del espectáculo todo debe tener un propósito claro y un fin conciso. Entonces la psicogeografía, que a su vez se enmarca dentro de la teoría de la deriva, pretende entre otras cosas generar una reapropiación de la ciudad moderna a través del tránsito ininterrumpido por diversos espacios que lleven al transeúnte a construir una subjetividad consiente basada en la experiencia propia de su entorno, se desdibujan por que la subjetividad desaparece y es reemplazada por la masa.<br />Es así como los imaginarios mueren y los lugares se trasforman en dominios propios del ser en su entorno. Su ciudad es así como el conocimiento nos brinda libertad para transitar libremente a través de nuestro medio. <br />Espacios donde la gente se reúne para compartir experiencias, realidades, momentos, acontecimientos, se dan dentro de un marco opulento y dictatorial. La práctica social se presenta como un escenario de vigilancia, en el cual se controlan las rutinarias y pobres vidas de la sociedad del espectáculo.<br />En las lógicas de la globalización toma esencial relevancia el término alienación, porque presenta el hecho de que el obrero o proletario está alienado constantemente dentro y fuera de su trabajo, y asiste a su propia enajenación, al perder su capacidad de emancipación y quedar totalmente desprovisto de voluntad ante los medios masivos de comunicación.<br />Lugares altos que nos dan seguridad, que tiene seguridad para cuidar su dinero y el nuestro y así comprar una seguridad efímera ya que han descubierto que su riqueza no lo es más que aparentemente y reclaman el derecho a vivir contra las maquinas que les expropian su tiempo de vida.<br />La ciudad del espectáculo está poblada por ciudadanos solitarios, que hay que proteger de cualquier sublevación, una masa amorfa de seres deshumanizados, esclavos de sus bienes y amos de sus apariencias, ajenos a su realidad e invidentes de su ciudad. Todo es susceptible de comercialización, porque todo es mercancía, en esa medida cualquier cosa puede ser consumida y posteriormente desechada. Los ciudadanos de la ciudad del espectáculo se sumen cada vez más en una rutina infinita y modorra. Su aventura es el comercio y su deriva es una pesadilla.<br />Una población urbana que hay que preservar de las pestes, de las rebeliones. Una población que hay que hacer crecer, que hay que medir, que es la fuerza económica de un país. El cuerpo pensara en maquinas, en fuerzas medibles, descomponibles, recomponibles (Catz, 2004; 3).<br />Lo global siempre ha estado por encima de lo singular, la sociedad del espectáculo queriendo hacer parte de un escenario globalizado, para no quedarse atrás. Colombia país de una identidad foránea. El país del espectáculo en el marco de una reproducción de todo lo que hacen los países que tienen poder y significación, en los denominados países tercermundistas. <br />La transformación de la geografía moderna imperialista del mundo y la realización del mercado mundial señalan un pasaje dentro del modo capitalista de producción, más aún: la división espacial de los 2 mundos (primero, segundo y tercer mundo) se ha entremezclado de modo tal que hayamos continuamente el primer mundo en el tercero, tercero en el primero y el segundo en verdad en ningún lado (Bustamante y otros, 2003; 3)<br />El conflicto de entender la globalización como un proceso a gran escala y pluridimensional ha hecho que los países tercer mundistas se conviertan en colchas de retazos. Poblados de ideas extrañas a su condición, en la búsqueda siempre de adquirir una posición cercana a la de los países del primer mundo.<br />Una pobreza de la proliferación de mercancías conserva, envuelve y disimula pero no resuelve ha saber la miseria de la vida cotidiana de los trabajadores de quienes han descubierto que su riqueza no lo es más que aparentemente y reclaman el derecho a vivir contra las maquinas que les expropian su tiempo de vida.<br /> La globalización se ha visto incapaz de acabar con la pobreza, la miseria, la barbarie, y en fin un sin número de problemas sociales, que claramente el capitalismo enajeno, olvidó, desprecio. Es así como el proyecto globalizador es sin más un gigante déspota, prepotente y clasista.<br />El centro comercial dentro del margen de escenario social se desenvuelve en lógicas clasistas y altamente discriminativas. Este tipo de construcciones desde el punto de vista arquitectónico parecen cárceles de máxima seguridad donde los proletarios asisten a su propia enajenación. Parecen cárceles porque la libertad no gusta y se las arreglan de formas inimaginadas para contenerla, abstraerla, amarrarla. Es así como se crean las instituciones sociales de la sociedad. La libertad es algo que hay condicionar hasta su punto máximo. Se controla el espacio y el tiempo. El ir y el venir. Todo se condiciona para evitar que haya indicios de rebeldía o autodeterminación. <br />Para alimentar el seudoocio del proletariado convertido en masa de consumidores pasivos y satisfechos, en agregado de espectadores que asisten a su propia enajenación. <br />En Bogotá en el centro comercial Andino ubicado en la calle 82 con carrera 12, es un espacio donde las posturas de las personas reflejan el poderío de las imágenes sobre ellas se denota la necesidad de parecerse a estos cuerpos inertes y fríos de la publicidad. Cuerpos tiesos que obedecen a una lógica de subyugación absoluta. Se presentan ideales de libertad, paraísos postizos, cuerpos perfectamente operados y falsos, sentimientos plásticos y desechables y finalmente lo más denigrante del asunto que resulta encontrar a seres de carne y hueso buscando esa perfección afanosamente. Cubriendo sus cuerpos con costosos ropajes que en todo caso no ocultan la falsedad de sus miradas y en consecuencia de su ser.<br />La humanidad se ha convertido ahora en un espectáculo de sí misma. Su auto alineación ha alcanzado un grado que le permite su propia destrucción como un goce estético. <br />Nuestro país más que arte, está lleno de artesanías, que exponen lo mejor que tiene cada una de nuestras regiones, las cuales aunque no impongan una identidad que nos una a todos, son una riqueza que aún se debe cuidar por el peso histórico que tienen. Somos consientes que en la actualidad muy pocas personas valoran lo nacional, todos sueñan con un cuadro de Dalí o con una escultura de Botero, pero solo la quisieron hasta que dio la vuelta al mundo, vuelta que conllevo a que otros dieron el tan anhelado si, y la aprobaran como arte, pero más que arte un objeto de poder, esta fase implica la creación continua de necesidades superfluas, en tanto el falseamiento cotidiano del mundo que implica la mercancía llega al extremo que se abstrae totalmente de su valor de uso, para transformarse en una necesidad de apariencia. (Catz, 2004; 6)<br />Apariencia que cierto grado solo da el poder sobre otros, de que le serviría al hombre contar con esta apariencia pero vivir en un desierto donde otros no puedan otorgarle el poder de seguridad y reconocimiento. <br />Las artesanías colombianas han ganado ese reconocimiento luego de pasar por el proceso anteriormente dicho, por eso personas con poder se aprovechan de la poca aceptación que tienen en su tierra (Colombia), para pagar por ella muy poco comparada al precio al que la exportan. Sucede por la desigualdad de división del trabajo cultural debido a los condicionamientos nacionales (El acceso inequitativo al desarrollo socioeconómico, tecnológico y educativo) y también a las políticas regionales con las que busca impulsar y expandir el patrimonio cultural. (Catz, 2004; 48-49)<br />Pero la manera en que buscan impulsarlo es dejando que otros países tomen la delantera como boom a la sociedad, es el caso que se presenta alrededor del centro comercial Andino. Al ubicarse en uno de sus costados, lo primero que vemos es una arquitectura que parece un rompecabezas de Lego, almacenes de casi dos pisos, con aires de grandeza, que en gran medida se trata de una convención social. Aparentemente parece no haber una intención explícita en la construcción de dichos emporios, a pesar de esto se su apariencia es avasalladora, imperios indestructibles, el cemento con un concepto elitista, vigilantes mal encarados exhibiendo sus armas con aires de poder, perros guardianes amenazantes y agresivos, que cuidan la solidez de sus edificaciones por encima de sus soledades, por encima de sus carnes.<br />Cuando el desarrollo capitalista se ha apropiado de los modos de ser artísticos y la publicidad los video clips y las páginas de internet saquean las innovaciones de las vanguardias (El op y el pop, el modernismo y el posmodernismo, lo sublime y lo siniestro), la pregunta por cómo pueden los artistas insertarse en la vida social carece de sentido. (Canclini, 1992, 55) <br />Solido que es exaltado más que las artesanías, las cuales dejan a un costado, bien lejano del lugar donde hay tráfico de personas en la vergüenza de mostrar lo propio, lo Colombiano, y mucho más comprarlo, porque se trata de algo desprovisto de importancia social.<br />El espacio está dispuesto para vender toda clase de artículos con diferentes valores materiales, los cuerpos están dispuestos para interactuar en un escenario netamente económico y la realidad de confunde dentro de una esfera de cristal alejada del panorama actual del mundo. Empiezan entonces a aparecer los rostros de la miseria y el desalojo, de la desigualdad y el desasosiego. Una mentira que de tanto ser repetida se volvió real. <br /> Inclusive las imágenes que han sido apostadas para describir el mundo de la posguerra fría no serían adecuadas para dar cuenta de la realidad sobreviniente; nos referimos a las representaciones de un mundo sin sentido. (Laidi, 1997: 25 y ss.)<br />Podríamos admitir que si bien es cierto que la globalización no necesariamente se identifica con neoliberalismo, la afirmación de que la globalización es capitalista parece ser irrefutable. Como lo ha expresado Hugo Fazio (2002), el capitalismo es el motor y el mercado es la gasolina de la globalización, admitiendo, entonces, con muchos, que hoy día son inseparables los dos fenómenos o, mejor, que el capitalismo es la condición socioeconómica insuperable de nuestro tiempo.( Bustamante y otros, 2003; 2)<br />¿Puede entenderse Colombia como un país globalizado o acaso es una herramienta para que otros países de globalicen?<br />Los colombianos tienen el imaginario de que Colombia entra en el auge de la globalización, más cuando se camina por sectores como calle 82 con carrera 12, aunque nadie lo diga, todos buscan este lugar para refugiarse, para sentirse fuera del país, ocultando la realidad evidente debajo de edificaciones que aunque sean inmensas no tienen las bases suficientes para justificar la liquidez que las aqueja. Son plásticas como los productos que venden y sus dineros no tienen procedencias claras. <br />Colombia obedece a un gobierno de carácter neoliberal y en su nombre se crean dinámicas de homogenización, una orientada a la desigualdad que se entiende como la normalidad de una sociedad que tiene y no tiene, que solo un pequeño grupo puede estar cerca de este imperio, haciendo creer a estos individuos que son parte de él, cuando solo son un medio para que este crezca. Son la herramienta que hace que este emporio tenga sentido, para que este monopolio se reproduzca y les asista esa enajenación infernal en la que viven sumidos.<br />Redes de información y redes de entretenimiento, aunque operan con lógicas parcialmente distintas proveen formas de conocimiento y autoconocimiento, de diagnostico e identificación donde el inglés es hegemónico. La prevalencia de esta lengua separa, en ambas redes a los países protagonistas marginales y excluidos. (Canclini, 1992, 43) <br />Universidad Central<br />Facultad de arte y ciencias humanas<br />Materia<br />Laboratorio de Imagen<br />Profesor<br />Jorge William Agudelo<br />Estudiante: <br />Paloma Botero Andrade<br />Angélica Casas<br />Lola Muñoz<br />Miércoles<br />Marzo<br />2011<br />