Se ha denunciado esta presentación.
Utilizamos tu perfil de LinkedIn y tus datos de actividad para personalizar los anuncios y mostrarte publicidad más relevante. Puedes cambiar tus preferencias de publicidad en cualquier momento.

Control Ginecológico adecuado

1.450 visualizaciones

Publicado el

Dentro de la Jornada Salud y Mujer celebrada el pasado 21 de mayo de 2015, la Dra. María Otero, Ginecóloga del Centro Ginecológico de León y del Hospital de la Reina de Ponferrada nos aclara cómo llevar a cabo un "Control Ginecológico adecuado".

Publicado en: Atención sanitaria
  • Sé el primero en comentar

Control Ginecológico adecuado

  1. 1. Dra. María Otero Pardo 21 de mayo de 2015 SALUD DE LA MUJER
  2. 2.  En todas las mujeres, aunque estén asintomáticas, se consideran necesarias las revisiones ginecológicas periódicas para la prevención y detección precoz del cáncer ginecológico y de mama. Además se aclaran dudas y se asesora sobre cuidados y hábitos higiénicos del aparato reproductor.
  3. 3.  Desde el momento que comienzan las relaciones sexuales.  A partir de los 25 años, aunque no tenga relaciones sexuales. Con una periodicidad anual.
  4. 4.  1.LA PREVENCIÓN: búsqueda de factores de riesgo que deban corregirse.  2. EL DIAGNÓSTICO PRECOZ: detección de patologías en fases tempranas, tratamiento y mejor pronóstico.
  5. 5.  HISTORIA CLÍNICA : -Antecedentes familiares -Antecedentes personales: Alergias Enfermedades crónicas Intervenciones quirúrgicas Tratamientos Hábitos tóxicos  Antecedentes “GINECOLÓGICOS”: -Edad de la primera regla -Frecuencia y duración de las mismas -Fecha de última regla -Número de embarazos y evolución de los mismos -Métodos anticonceptivos -Menopausia
  6. 6. GENITALES EXTERNOS GENITALES INTERNOS PELVIS
  7. 7.  INSPECCIÓN  CITOLOGÍA  EXPLORACIÓN VAGINAL Y ABDOMINAL  ECOGRAFÍA GINECOLÓGICA  EXPLORACIÓN Y ECOGRAFÍA MAMARIA  MAMOGRAFÍA La periodicidad de las mismas la decide el ginecólogo en función de las características individualizadas de la paciente.
  8. 8. Proceso por el que las células normales se alteran, e inician una división incontrolada que con el tiempo dará lugar a un tumor o nódulo. Si estas células además de crecer sin control adquieren la facultad de invadir tejidos y órganos de alrededor (infiltración) y de trasladarse y proliferar en otras partes del organismo (metástasis) se denomina tumor maligno, que es a lo que llamamos cáncer.
  9. 9. Muchos adultos tendrán una Infección por VPH a lo largo de su vida, pero en la mayoría de los casos va a desaparecer espontáneamente sin ningún problema. En algunas mujeres esta infección no va a desaparecer y, por esta razón, tendrán mayor riesgo de desarrollar un cáncer de cuello de útero. Desde la aparición de unas células anormales hasta el desarrollo de un cáncer, transcurren muchos años, pero no hay síntomas claros hasta que el cáncer ha progresado. El cribado es la única manera de encontrar células anormales en las primeras fases, cuando pueden ser fácilmente tratadas con una alta probabilidad de éxito.
  10. 10.  Por lo menos un 70% de las personas sexualmente activas estarán infectadas con el HPV genital durante algún periodo de sus vidas. El HPV infecta tanto a hombres como a mujeres.  Dentro de la familia del HPV existen múltiples serotipos diferentes. Hoy sabemos cuales tienen más riesgo de desarrollar un cáncer en el futuro.  Debido a que el virus puede ser "silencioso" durante muchos años, una persona puede tener HPV genital aún si han transcurrido varios años desde que él o ella tuviera relaciones sexuales.
  11. 11.  El proceso por el que las células anormales de las fases pre-cancerosas progresan a cáncer de cérvix puede llevar muchos años. Afortunadamente, las fases precancerosas son muy fáciles de tratar. Sin embargo, no producen ni signos ni síntomas evidentes y pueden ser únicamente encontradas mediante el cribado citológico (revisiones periódicas)
  12. 12.  La prevención PRIMARIA es la prevención del contagio de VPH. Para ello deben evitarse los hábitos de riesgo, y puede administrarse la vacuna del VPH.  La prevención SECUNDARIA se basa en un control ginecológico adecuado, en el que se realicen las citologías y exploraciones periódicamente. El factor de riesgo más importante para tener un cáncer de cuello uterino es la no realización de controles ginecológicos.
  13. 13.  Prueba que evalúa las células desprendidas del cuello del útero.  La toma de la muestra no precisa de ninguna preparación especial más que no tener la regla en ese momento y abstinencia de relaciones sexuales las 48 horas previas. Es también aconsejable no usar tratamientos en cremas u óvulos los 5 días previos.
  14. 14. Se coloca el espéculo. Se desliza una espátula de madera o plástico, primero sobre el fondo de saco de la vagina, después sobre la porción externa del cuello, el exocérvix, y después de introduce un pequeño algodón o cepillo en la zona del endocérvix, el canal del cuello uterino que comunica el interior de la matriz con la vagina. Las células obtenidas en estas tres muestras se colocan en un pequeño cristal que se envía al laboratorio para su estudio microscópico.
  15. 15.  La mayoría de las mujeres tienen una citología NORMAL. En este caso, el riesgo de que aparezca un cáncer de cuello de útero es muy bajo; usted debe continuar con su programa normal de revisiones.  Citología ALTERADA, no significa cáncer, la mayoría son estados premalignos que requieren seguimiento minucioso.
  16. 16.  Ningún test de cribado es perfecto; la citología puede no detectar algunos casos de anormalidad. Esta es la razón por la que usted necesita ser revisada con regularidad; algo no visto una vez puede ser detectado la vez siguiente antes de que progrese.  El cribado de cáncer de cuello de útero ha sido muy efectivo en reducir el número de casos de cáncer, pero el cribado no previene todos los casos.
  17. 17.  Indicada en niñas y mujeres de 9 a 45 años de edad, para la prevención del cáncer de cervix, vulva, vagina y ano.  Para conseguir el máximo potencial preventivo debería ser administrada antes del inicio de las relaciones sexuales.
  18. 18.  Se trata de 3 dosis consecutivas durante un periodo de 6 meses.  La vacunación protege a una persona de la infección futura por los tipos de alto riesgo de HPV que pueden conducir al cáncer. No es una vacuna contra el cáncer en sí mismo.  Activan una respuesta inmune fuerte, de tal manera que el cuerpo de la persona vacunada elabora y acumula anticuerpos que pueden reconocer y atacar a la proteína L1 en la superficie de los virus HPV.
  19. 19.  Después de la vacunación, una mujer aún debe realizarse la citología de rutina u otra prueba aprobada de detección del cáncer cervical.  Aunque la vacuna contra el HPV previene la infección por los tipos dominantes de HPV, los cuales son responsables de un 70% de los casos de cáncer cervical, no previene la infección por la mayoría de los otros tipos que también pueden causar cáncer cervical, aunque con menos probabilidad.
  20. 20. Estudios epidemiológicos demuestran que la prevención del cáncer de cuello uterino mediante la citología no está llegando a todas las españolas: alrededor de un 30%, no se han hecho una citología ni una vez en su vida. Esta investigación también corroboró un importante infradiagnóstico en las mujeres más susceptibles al cáncer cervical: las mayores de 55 años, las residentes en áreas rurales, con menor nivel socioeconómico y vecinas de regiones como Cantabria, Andalucía, Castilla-La Mancha y Extremadura. Se sabe que el 80% de los tumores que se diagnostican corresponde a mujeres mal cribadas, es decir, que no se habían hecho ninguna citología o se la hicieron hace más de cinco años.
  21. 21.  Medidas higiénico-dietéticas saludables  Prácticas sexuales seguras  Vacunación  REVISIONES PERIÓDICAS

×