Se ha denunciado esta presentación.
Utilizamos tu perfil de LinkedIn y tus datos de actividad para personalizar los anuncios y mostrarte publicidad más relevante. Puedes cambiar tus preferencias de publicidad en cualquier momento.

Sistematización Restauracion Ecologica de Manglares el llorón

  • Sé el primero en comentar

  • Sé el primero en recomendar esto

Sistematización Restauracion Ecologica de Manglares el llorón

  1. 1. Restauración Ecológica deManglares en el cauce El Llorón de la Bahía de Jiquilisco:hacia unmanejo comunitario de los bosques de manglar Junio 2012
  2. 2. ÍndiceI. Antecedentes……………………………………………………………………………………3II.Introducción ............................................................................................................................ 4III. Metodología ......................................................................................................................... 5IV. Restauración Ecológica de Manglares en el cauce El Llorón ...................................... 6 1. Origen del nombre “El Llorón” ......................................................................................... 7 2. Datos biofísicos del cauce El Llorón ............................................................................... 8 3. Fases para la implementación de REM en el cauce El Llorón ................................... 8 FASE 1. Comprendiendo la problemática: proceso histórico de degradación ...... 8 FASE 2. Preparando la intervención ..............................................................................10 FASE 3: Intervención en el cauce El Llorón ..................................................................13 Etapa previa: Reconocimiento..................................................................................15 Primera etapa: Medición del cauce (ancho, largo y profundo) ......................... 16 Segunda etapa: Levantamiento de información de las comunidades vegetales y animales...................................................................................................18 Tercera etapa: Obras de apertura y ramificación para permitir el flujo de agua ........................................................................................................................................22 A. Remoción de material de madera seca de mangle..................................26 B. Eliminación de raíces secas.............................................................................27 C. Eliminación de sedimento. ..............................................................................28 D. Desalojo de tierra. ............................................................................................. 29 FASE 4. Momento de reflexión: nuestros avances, resultados y perspectivas a futuro .................................................................................................................................30Referencias bibliográficas .....................................................................................................37Anexos ......................................................................................................................................39 2
  3. 3. I. ANTECEDENTESEn 2011, como parte de las actividades a realizar durante el año internacional delos bosques, el Fondo de la Iniciativa para las Américas de El Salvador (FIAES)estableció una alianza estratégica para planificar y desarrollar actividadesencaminadas a promover la importancia de los bosques en la vida de laspersonas. Es en este contexto que el FIAES, Eco Viva, MangroveAction Project(MAP), y la Asociación Mangle, trabajaron en la planificación y desarrollo delForo de Restauración de manglares.El foro fue realizado en el mes de julio, cuya inauguración estuvo a cargo delMinistro de Medio Ambiente y Recursos Naturales, Ing. Herman Rosa Chávez ycontó con la participación de los siguientes ponentes: Jim Enright, Coordinadorpara el sudeste asiático de Mangrove Action Project (MAP); Lic. Carlos GiovanniRivera, enlace El Salvador del Proyecto Corredor del Mangle, de CCAD; SusanKandel y Elías Escobar, investigadores de Fundación Prisma. Asimismo, secompartieron experiencias locales sobre la siembra de mangle, en proyectosfinanciados por el FIAES.Elobjetivo del Foro fue generar un espacio de diálogo y reflexión sobre losdesafíos en torno a la restauración del ecosistema de manglar e incidir en losdiversos actores para la implementación de acciones de recuperación comomedida para la adaptación a los efectos del cambio climático y la conservaciónde los medios de vida de la población costera. Se contó con la asistencia de 213personas de diferentes instancias principalmente ONG (30% de los participantes),entidades de Gobierno (23%), instituciones académicas (21%), asociaciones dedesarrollo comunitario (8%), medios de comunicación (4%), agencias decooperación (2%) y otros.Las ponencias abordaron la temática de conservación y restauración demanglares, y se presentaron casos tanto a nivel internacional como nacional,entre ellos la Restauración Ecológica de Mangles (REM) a través de un estudio decaso de REM en Tailandia, y las experiencia presentadas por los expositoreslocales. El foro permitió a la audiencia conocer diversas experiencias y hacerpreguntas sobre herramientas, y metodologías.Complementariamente al Foro, se desarrollo el taller sobre la técnica REM,realizado del 11 al 14 de julio en las instalaciones del Centro de Capacitación de 3
  4. 4. Ciudad Romero, el cual fue facilitado y desarrollado por Jim Enright, de Mangrove Action Project (MAP), quién enfoco su ponencia y taller detallando los principales los beneficios ecosistémicos de los manglares, el manejo comunitario de los bosques. Finalmente, producto de las experiencia compartidas en el Foro y el Taller sobre la Restauración Ecológica de Manglares (REM), se dieron las condiciones para unir esfuerzos institucionales a fin de implementar el proyecto piloto de la técnica REM, en el sitio conocido como el Canal del Llorón, para lo cual fue necesario reorientar fondos en el proyecto que Asociación Mangle, ejecuta con financiamiento del FIAES, y contar con el apoyo técnico y financiero delproyecto Consolidación y Administración de Áreas Naturales Protegidas (PACAP), del Ministerio de Medio Ambiente y Recursos Naturales (MARN). II. INTRODUCCIÓNLa Coordinadora del Bajo Lempa y la Asociación Local Mangle para la mitigaciónde desastres y el desarrollo en el Bajo Lempa-Bahía de Jiquilisco están trabajandodesde hace más de 15 años por el mejoramiento de las condiciones de vida en laBahía de Jiquilisco, lo que ha implicado la implementación de estrategias para laconservación y manejo integral sostenible de los recursos naturales de la cuenca yReserva de Biosfera Xiriualtique-JiquiliscoEn el marco de este trabajo, la Coordinadora y la Asociación Mangle, con el apoyodel Fondo de la Iniciativa para las Américas(FIAES),realizaron la Implementación ysistematización de la técnica de Restauración Ecológica de Manglares (REM), en elcauce El Llorón, ubicado en el cantón Las Mesitas, municipio de Jiquilisco, con elobjetivo de socializar la experiencia y aportar elementos que faciliten suimplementación en otros bosques de mangle.En la sistematización de este procesoparticiparon líderescomunitarios,Guardarecursos de la zona, integrantes de la Coordinadora y personal de Mangle, yse contó con el valioso apoyo de FIAES y PACAP-MARN. 4
  5. 5. El documento se ha organizado en tres apartados. El primer apartadorecoge latradición oral sobre el nombre del área. En el segundo apartado se describen lascaracterísticas biofísicas del área.La tercera parte contiene la experiencia deimplementación de REM en el cauce El Llorón, desagregada en 4 fases y 3 etapas,Finalmente, se presentan las referencias bibliográficas que han servido de apoyo enla elaboración del documento, y se ubican los anexos. III. METODOLOGIALa sistematización de la experiencia Restauración Ecológica de Manglares en elcauce El Llorón se ha realizado bajo una estrategia orientada a la recuperación yanálisis del proceso, desde la perspectiva que las personas involucradas tienen sobreel trabajo que han implementado;además serealizó una revisión de documentoselaborados durante la ejecución de este trabajo (registros, fotografías,papelógrafos, estudios e informes).Se definió como eje de sistematización: socializar la forma en que organizacioneslocales y agencias externas han implementado la técnica REM en el cauce El Llorón.Se reconstruyó junto con los sujetos involucrados la secuencia de acontecimientosrelacionados con el proceso: sus antecedentes, motivaciones, oportunidades,dificultades y decisiones trascendentales. Esta información fue ordenada yclasificada para identificarla forma en que se implementó la propuestaREM.Se realizó un ejercicio de análisisdel proceso, tratando de ubicar los factores quehan sido favorables, los problemas y la forma en que fueron enfrentados(solucionados o no), los avances en el proceso, los resultadosen el corto plazoy losque se espera a futuro. 5
  6. 6. Finalmente, se identificaron las lecciones derivadas de este proceso y lasrecomendaciones que podrían ser útiles para otros grupos que busquen larecuperación de los bosques de mangle. IV. RESTAURACIÓN ECOLÓGICA DE MANGLARES (REM)La restauración ecológica de manglar realizada en el cauce El Llorón es un procesoque comprende 4 fases. La primera consistió en la comprensión de la problemáticapor parte de los actores locales y la sensibilización de actores externos sobre estasituación. La segunda fase fue la preparación de condiciones y planificación deacciones en la que intervienen tanto actores locales como instancias externas a lazona. La tercera fase comprendió la complementación de esfuerzos entre losactores locales e instancias externas para la implementación de la técnica REM. Enla cuarta fase los actores involucrados revisan los avances, dificultades, resultados yproyecciones sobre este proceso.1. Origen del nombre “El Llorón”De acuerdo con la población de la zona, el origen del nombre El Llorón tienediversas versiones.Una versión afirma que el nombre se debe a la reacción de las personas ante ladificultad para extraer el punche, pues en algunas partes el punche estaba muyhondo y la persona que no lo alcanzaba se ponía a llorar.Otra versión afirma que sele conoce con ese nombre porque las personas observaron que cuando se parabanen las orillas del cauce empezaba a llorar, es decir, brotar agua del suelo.Unatercera versión afirma que el nombre proviene de una burleta (acontecimientoimaginario que provocaba espanto): alguien iba pasando y encontró a una señoracon un niño llorando, pero al acercarse se dio cuenta que no era real. 6
  7. 7. 2. Datos biofísicos del cauce El LlorónEl canal El Llorón es un cauce que recibe el flujo de agua proveniente del OcéanoPacífico, a través del cauce El Izcanal. Se encuentra localizado en el sectoroccidental de la Bahía de Jiquilisco, cerca de la desembocadura del río Lempa. Suscoordenadas del punto medio son 13°15”52.244′N y 88°46”14.84′W. Tiene unaextensión lineal de 5.5 Kilómetros. Mapa 1. Ubicación del canal El Llorón, Sector Occidental de la Bahía de Jiquilisco Fuente: José María Argueta, Diagnóstico biofísico del canal El Llorón, pág. 2.De acuerdo con un estudio realizado sobre el bosque de manglar del SectorOccidental de la Bahía de Jiquilisco1, las especies vegetales predominantes en lazona son: istaten, mangle rojo y sincahuite, las cuales conforman 7 comunidadesvegetales irrigadas por este canal.1Asociación Mangle/FIAES-UES/ICMARES, Estructura y composición del complejo manglar/estuario delsector occidental de la Bahía de Jiqulísco, págs. 20 y 21. 7
  8. 8. El Llorón ha dejado de cumplir su función ecosistémica debido a “…la consecuentepenetración y estancamiento de agua dulce en los brazos de manglar [que] hancambiado las condiciones físicas y químicas ocasionando la muerte de las especiesde mangle”2 y eliminando el hábitat de reproducción de camarones y peces. Estapérdida de biodiversidad también impacta en la población pues se reduce suacceso a recursos como: alimentación, leña y madera. En términos más amplios, ladegradación de los bosques de mangle afecta la capacidad de amortiguamientode las zonas costero-marinas ante oleajes, tsunamis, tormentas e inundaciones.3. Fases para la implementación de REM en el cauce El LlorónFASE 1. Comprendiendo la problemática: proceso histórico de degradaciónEn el contexto del proceso deintroducción del cultivo de algodón en la zona costeradel país, el cauce El Llorón se encontraba en las inmediaciones de las algodoneraspertenecientes a la Hacienda San Antonio Potrerillos. La introducción de este cultivollevo consigo la tala de grandes extensiones de bosque y la utilización deagroquímicos,por lo que se puede inferir que esta zona fue seriamente dañada ycontaminada en suelo y agua, teniendo como consecuencia la afectación a lasespecies vegetales y animales de los ecosistemas de la Bahía.Los fenómenos climatológicos también han generado cambios que han afectado elfuncionamiento del cauce. Sobre este aspecto, la población de la zona tienepresente que durante el paso del huracán Fifí (1974) la fuerza de sus vientosarrasaron con una parte del bosque de mangle. Además, se afirma que con elhuracán Mitch (1998) el exceso de agua dulce procedente del desbordamiento delrío Lempaafectó las raíces del mangle y se tuvo arrastre de una gran cantidad dedesechos, provocando asolvamiento y estancamiento de agua en algunos tramos yresequedad en otros.2 Ídem, pág. 15. 8
  9. 9. Durante el período de guerra en El Salvador, entre las décadas de 1970 a 1990, losmanglares fueron afectados debido a los bombardeos que realizó la Fuerza Armadade El Salvador (FAES) en estos lugares. De acuerdo con la población, el impacto delas bombas provocó grandes hoyos, contaminación por gases, la caída de grandesárboles de mangle, la mezcla del agua dulce con la salada y la obstrucción laentrada del agua salada procedente del mar.A finales de la década de 1970, y específicamente en 1977 la población recuerdaque tuvieron lugar incendios de grandes proporciones durante la época seca delpaís, probablemente originados por la práctica de quemar los troncos de árbolespara sacar la miel de colmenas. Estos incendios arrasaron con 70 hectáreas delbosque de mangle dando origen a la zona conocida como El Quemado, que esuna amplia extensión deforestada. Figura1. Daños en la zona conocida como El Quemado. Fuente: Asociación Mangle, abril 2011.Para el año 2001, los sismos y las réplicas ocurridas entre los meses de enero yfebrero, tuvieron repercusiones negativas en los bosques de mangle, 9
  10. 10. puesprovocaron grietas en las bordas naturales del cauce y el debilitamiento de lasraíces de los manglares.La degradación del bosque salado también ha tenido como una de sus causas latala de mangle realizada por la población para satisfacer parte de sus necesidadesde madera y leña, así como la extracción de punches.La pérdida del mangle ha sido vista con preocupación por parte de la poblaciónpues de esta manera también se pierde el hábitat propicio para la reproducción demariscos y crustáceos, de cuyas especies depende la sobrevivencia de las familiasde comunidades como: Las Mesitas, Montecristo, La Tirana, Babilonia, LosLotes,Canoita, Los Cálix y La Chacastera, además de otras más lejanas.Por ello, en el marco de su estrategia de trabajo por la conservación y manejointegral sostenible de los recursos naturales de la Bahía de Jiquilisco y suresponsabilidad en la gestión de la Reserva Xiriualtique – Jiquilisco, la Coordinadoradel Bajo Lempa y la Asociación Mangle establecen coordinaciones con instanciascomo FIAES, UES, EcoViva y MARN, como una forma de dar a conocer laproblemática y gestionar apoyo externo para ejecutar acciones en el área de ElLlorón.FASE 2. Preparando la intervención.En experiencias anteriores, la Asociación Mangle como Comanejadora de la Bahíade Jiquilisco, había gestionado y ejecutado proyectos para la recuperación delbosque de mangle en sitios como Isla de Méndez y Las Mesitas,aplicando la técnicade reforestación de mangle, consistente en la recolección de la candela, la siembraen el sitio seleccionado y el seguimiento al crecimiento de las plantas en el área.En 2008 la Asociación Mangle,con el apoyo financiero de FIAES,ejecutó un proyectode recuperación en la zona conocida como El Copante que incluía la siembra de 4 10
  11. 11. manzanas de mangle y el mantenimiento del área mediante el desazolvamiento deldreno, el cual estaba obstruido con troncos. Los resultados en este caso fueronperdurables, por lo que se fue generando la idea de incluir acciones dedesazolvamiento en las siguientes intervenciones.Estas experienciashan permitido identificar algunos factores que incidennegativamente en el desarrollo de estos procesos, como: - Daños por el tamburín o tambache y el gusano taladrador del cuello. - Suelos demasiado arenosos. - Fuertes flujos de mareas en las zonas de siembra. - Daño de los pescadores cuando usan redes y atarrayas. - Inundaciones de hasta diez días por el desbordamiento del Río Lempa. - Asolvamiento de canales que sirven de flujo de agua intermareal. - Inexperiencia al seleccionar los lugares de siembra. - Mal manejo de ganado vacuno. - Incendios provocados. Figura 2. Asolvamiento de canales y gusano taladrador de cuello Fuente: Asociación Mangle, 2009.Para atender la problemática del cauce El Llorón, la Asociación Mangle, comoComanejadora del Sector Occidental, gestionó un nuevo proyecto con FIAES, en elque se contemplaba la reforestación de 7 manzanas de mangle, y retomando la 11
  12. 12. experiencia en El Copante, se incluye una limpieza del cauceEl Lloróncon lo que sepretendía garantizar la reforestación en el lugar.En este contexto EcoViva facilita la comunicación entre la Asociación Mangle yMangrove Action Proyect (MAP), la cual es una organización con ampliaexperiencia en la recuperación de bosques de mangle mediante la técnicaRestauración Ecológica de Manglares (REM).Así, en el marco del Año Internacional de los Bosques, la Asociación Mangle,EcoViva y FIAES realizan en 2011 el Foro Restauración de Manglares: desafío para laadaptación al cambio climático, con el objetivo de abrir un espacio de dialogosobre la restauración de manglares en El Salvador. En este foro MAP presentalaexperiencia de aplicación de la técnica REM y las organizaciones locales explicansus experiencias de recuperación de manglares implementadas en la Bahía deJiquilisco.Asimismo, se realiza un taller en el que MAP capacita en la Restauración Ecológicade Manglara los actores locales vinculados con la conservación y desarrollosostenible de la Reserva de Biosfera Xiriualtique – Jiquilisco.Uno de los compromisos asumidos por Asociación Mangle, derivado de lasactividades realizadas con el acompañamiento de MAP, fue la aplicación de REM,así que considerando la problemática existente en el área conocida como ElQuemado, se decide trabajar en el cauce El Llorón, con el objetivo de restaurar lascondiciones ecológicas que permitan la llegada de flujo de agua intermareal a lazona afectada. Figura 3. Taller sobre REM, facilitado por MAP en Ciudad Romero, Jiquilisco 12
  13. 13. Fuente: Asociación Mangle, 2011.Para empezar a implementar las acciones en dicho cauce se constituye un comitéinterinstitucional encargado de elaborar el plan operativo y definir el aporte decada institución al proceso. En este comité participan Guardarecursos del Sector,ADESCOIM, Coordinadora del Bajo Lempa, Unidad Ambiental de Jiquilisco, EcoViva,MSM, PACAP, FIAES y Asociación Mangle.FASE 3: Intervención en el cauce El LlorónAnte la problemática de pérdida de manglar, MAP propone la implementación deuna estrategia que implica la combinación de “acciones de conservación, comoprimera prioridad, con la disminución de presiones, la restauración y recuperaciónde ecosistemas de manglar en áreas deforestadas.”3De acuerdo a la experiencia de trabajo de la Coordinadora del Bajo Lempa y laAsociación Mangle, la participación de la población en estasacciones haposibilitado la sostenibilidad de los procesos que se han implementadopara laprotección de los recursos en diversas áreas de la Bahía de Jiquilisco.3FIAES/EcoViva/MAP/Asociación Mangle, Memoria del foro Restauración de manglares, desafío para laadaptación al cambio climático, pág. 4. 13
  14. 14. Tabla1. Comparación de metodologías de recuperación de manglares REM Método tradicional 1. Entender la ecología de la Vivero de mangle comunidad. 2. Entender la hidrología normal del sitio. 3. Conocer sobre las modificaciones a la hidrología o presión que ha sido agregada al sitio. 4. Seleccionar el sitio de la restauración. 5. Restaurar o crear la hidrología normal y quitar o reducir la presión. Siembra de manglar 6. Sembrar mangle sólo si es necesario. (jardinería)Fuente: FIAES/EcoViva/MAP/Asociación Mangle, Memoria del Foro Restauración de Manglares: desafío para laadaptación al cambio climático, pág. 5.Para la Coordinadora y la Asociación Mangle, la técnica REM aporta nuevoselementos para el fortalecimiento de los procesos de gestión comunitaria que sehan venido implementando en la Bahía de Jiquilisco, con apoyo de institucionesexternas a la zona, y se constituye como una oportunidad para enfocar los esfuerzosde las comunidades e instituciones en un área específica, en este caso El Quemado. Figura 4. Visita de inspección a la zona El Quemado Fuente: Asociación Mangle, 2011. 14
  15. 15. La zona conocida como El Quemado fue identificada como un lugar donde seevidencia la gravedad de la situación del bosque de mangle, pues se estima que ladimensión de la pérdida de cobertura vegetal es similar a la extensión de un estadiode futbol, donde sólo han quedado árboles a la orilla. Esta era en principio la zonaque FIAES había determinado intervenir, sin embargo, con los estudios realizadospara conocer la ecología del lugar se comprendió la relación de El Quemado con elconjunto ecosistémico del cauce.Aunque esta situación está pasando en otras áreas de la Bahía, como: El Rico, SanJuan del Gozo y Montecristo, esto es en proporciones menores, así que se seleccionóeste cauce por serel lugar donde visibiliza en mayor medida el efecto de la pérdidadel bosque.La implementación de REM en el cauce El Llorón comprendió un reconocimientoprevio de la zona, un diagnóstico biofísico y la ejecución de obras de apertura yramificación, como se describe a continuación.Etapa previa: ReconocimientoDurante un día, dos equipos de la Asociación Mangle se internaron en los extremosdel cauce para conocer el trayecto y registrar datos topográficos que permitieranproyectar la ubicación del cauce, para lo cual utilizaron GPS, sin embargo enalgunos trayectos no se captaba la señal y no se pudo registrar esta información. Figura 5. Recorrido en el interior del cauce El Llorón 15
  16. 16. Fuente: Asociación Mangle, 2010.Los resultados de este reconocimiento fueron los siguientes: - Identificación del trayecto. - Medición del trayecto. - Reconocimiento de las condiciones del trayecto. - Identificación de puntos críticos: lugares donde se encontraba obstaculizado el flujo de agua.Uno de los problemas que se identificó en la zona fue la cantidad de troncos queimpiden el crecimiento del mangle, lo que muy probablemente provoca que lossedimentos arrastradospor el agua se vayan acumulando.Primera etapa: Medición del cauce (ancho, largo y profundo)Posterior al reconocimiento previo, se realizó la medición del cauce en tresdimensiones: largo, ancho y profundidad, lo que requirió el trabajo de 4 equiposformados por 4 personas. Estas actividades se realizaron en la época de lluvias,durante dos días y medio. Cabe señalar que unos tramos se realizaron a pie,mientras que en otros fue necesario desplazarse en cayuco. 16
  17. 17. En estas actividades participaron: - Guardarecursos de ADESCOBN - Técnicode ADESCOBN - Guardarecursos de MSM - ADESCOIM - Asociación Mangle - Alcaldía de Jiquilisco - FIAES - PACAPSe utilizaron como recursos: - Lingas de 20 0 25 metros - GPS - Cuaderno de apuntes y lapiceros - Cinta métrica Figura 6. Medición del trayecto, amplitud y profundidad del cauce El Llorón Fuente: Asociación Mangle, 2011.La medición del cauce implicó la realización de las siguientes actividades: - El largo y ancho del trayecto se midió con lingas de 20 o 25 metros, las cuales eran sostenidas por una persona en cada punta de la linga. 17
  18. 18. - Para medir la profundidad se utilizó una vara, la cual era introducida en diversos lugares del cauce y con una cinta métrica se medía el largo de la vara que había sido cubierto con el sedimento. - Con GPS se tomaron datos en los puntos del trayecto que habían sido medidos en sus tres dimensiones, para facilitar su procesamiento y representarlo en mapas.Los resultados obtenidos fueron: - El cauce mide 4.2 kilómetros, desde el lugar conocido como Los Tubos hasta Puerto El Horno, con sus ramificaciones. - Esta actividad permitió conocer con certeza la extensión del lugar y la dimensión de trabajo que se requería implementar. - La medición permitió establecer la pertinencia de realizar la acción de desazolvamiento. - Con la información obtenida en campo se elaboró un mapa de información física del cauce. Mapa 2. Información física del cauce El Llorón 18
  19. 19. Fuente: José María Argueta, Diagnóstico biofísico del canal El Llorón, pág. 4.Algunos problemas que se tuvieron en la realización de estas actividades: - Un problema de realizar este trabajo es la dificultad para caminar al interior del cauce. - Algunos tramos no permitían el paso ni en lancha ni a pie, debido a la cantidad de raíces y troncos.Segunda etapa: Levantamiento de información de las comunidades vegetales yanimalesConocer la dinámica ecosistémica del cauce implica el conocimiento de lasespecies vegetales y animales que forman parte de dicho ecosistema. En este casose realizó un registro de las comunidades vegetales y de especies animales en áreasinfluenciadas por el cauce El Llorón. La actividad se realizó en dos días. 19
  20. 20. En esta actividad participaron: - Guardarecursos de San Juan del Gozo, Sisigüayo, Nancuchiname y Las Mesitas - Técnicos del MARN-PACAP - Unidad Ambiental de la Alcaldía de Jiquilisco - Asociación Mangle Figura 7. Levantamiento de información de comunidades vegetales y animales Fuente: Asociación Mangle, 2011.Se debe señalar que en esta actividad fue importante la participación de residentesde comunidades de la zona que conocieran el nombre de los árboles y animalesexistentes en las distintas áreas.Se utilizaron como recursos: - Pitas y tubos - Cuaderno de apuntes y lapiceros - Pintura en aerosol rojo, verde y azul. - Cinta métricaLas actividades realizadas se detallan a continuación. 20
  21. 21. - Se realizó un muestreo en cuadrantes de 10 y otros de 5, a una distancia de 3 metros, 4 metros e incluso 50 metros, a lo largo del cauce. - En cada cuadrante se registraron las especies de animales y vegetales. - Con cinta métrica se midió el grosor de algunos árboles. - Con pintura en aerosol se marcaron los árboles secos y troncos que deberían ser retirados del cauce.Los resultados obtenidos en esta etapa fueron: - La identificación de las especies vegetales predominantes a lo largodel cauce, entre las que se encontraron:istaten, sincahuite, botoncillo y mangle, y árboles de bosque dulce. - La identificación de las especies animales entre las que se pueden mencionar: chichimecas, violinistas, cangrejos y punches. - Con la información obtenida en campo se elaboró un mapa de comunidades vegetales.Se identificaron 7 comunidades vegetales, las cuales se presentan en el siguientecuadro, ordenadas de acuerdo a su extensión Tabla 2. Comunidades vegetales irrigadas por el cauce El Llorón Comunidad vegetal Área (hectáreas) Istatenera 20.00 La Anciana 17.70 Los Cañalitos 17.20 Los Quemados 17.00 África 12.00 El Dorado 10.90 Isla El Dorado 4.70 Fuente: Elaborado con base a José María Argueta, Diagnóstico biofísico del canal El Llorón, pág. 3. Mapa 3. Comunidades vegetales irrigadas por el cauce El Llorón 21
  22. 22. Fuente: José María Argueta, Diagnóstico biofísico del canal El Llorón, pág. 3.Tercera etapa:Obras de apertura y ramificación para permitir el flujo de aguaDespués de la realización de los estudios y el análisis de las acciones a ejecutar, seiniciaron obras de limpieza y apertura para el desazolvamiento del cauce.Estoimplicó en el caso de FIAES la modificación de algunas actividades en el proyectoque estaba en ejecuciónpues no se tenía previsto recursos financieros ni se habíapreparado una metodología para ejecutar este trabajo. En el caso del PACAP, estecauce fue incluido dentro de las acciones que estaban ejecutando en la zona.Laslabores que comprendían esta etapa iniciaronen febrero, de forma simultánea enlos tramosapoyados porFIAES y PACAP. Mapa 4. Localización de áreas a desazolvar por FIAES y PACAP 22
  23. 23. Fuente: José María Argueta, Diagnóstico biofísico del canal El Llorón, pág. 5.FIAES contribuyó en el desazolvamiento de 1.2 kilómetros, realizando obras delimpieza, remoción de troncos y ampliación del cauce. En este caso, las familias dela comunidad Las Mesitas que fueron cubiertas por el Proyecto de emergencia,pusieron como contrapartida 2 días de trabajo (jornales) para la limpieza del cauce.La intervención del PACAPen los 3 kilómetros siguientes del tramo apoyado porFIAES,fue realizada a través de un contratista, quien primero verificó la extensión ycondiciones del tramo antes de aceptar el compromiso. Figura8. Verificación del trayecto antes de ser intervenido por PACAP 23
  24. 24. Fuente: Henry Castillo, Primer informe de avance de servicios de no consultoría: Servicios de limpieza y apertura decanal azolvado en bosque salado El Llorón, Pág. 6.En este proceso. La Asociación Mangle ha dado seguimiento a la ejecución de lasacciones para el desazolvamiento, mientras que los Guardarecursos se hanmantenido como vigilantes del cumplimiento del retiro de árboles secos y troncosque previamente fueron marcados.En los 3 kilómetros intervenidos por PACAP se proyectó abrir el cauce en un anchode 6 metros, sin embargo debido a la compleja situación que se fue encontrando laapertura se realizó con un ancho de 2 metros.El trabajo de desazolvamiento del cauce requirió la utilización de herramientasacordes con la época en que se trabajó, como se detalla a continuación.Herramientas: Para época seca: - Palas - Piochas – hachas - Machetes - Motosierra (24” de espada) 24
  25. 25. - Cubetas (5 galones) - Lazos - Manguera para correr niveles Para época de lluvia: - Cayucos - 300 bolsas de nylon (quintal) - Palas - Piochas – hachas - Machetes - Motosierra - Cubetas (5 galones) - Botas de hule - LazosPara la ejecución de la obra en el tramo a cargo de PACAP, en algunos períodos seha contratado hasta 50 personas (mujeres y hombres), pertenecientes a lascomunidades aledañas (Las Mesitas, La Canoíta y Los Cálix).El desazolvamiento del cauceimplicó la realización de las siguientes actividades. 25
  26. 26. A. Remoción de material de madera seca de mangle.Se estima el retiro de 125.38 metros cúbicos de madera que se encontrabaacumulada en el cauce. Figura 9. Escombros removidos en un tramo del cauce El LlorónFuente: Henry Castillo, Primer informe de avance de servicios de no consultoría: Servicios de limpieza y apertura decanal azolvado en bosque salado El Llorón, Pág. 9. Figura 10. Escombros removidos en el sector El Quemado del cauce El LlorónFuente: Henry Castillo, Primer informe de avance de servicios de no consultoría: Servicios de limpieza y apertura decanal azolvado en bosque salado El Llorón, Pág. 9. 26
  27. 27. B. Eliminación de raíces secas.Las raícessecas de mangle en algunos tramosseconstituían en serios taponesobstaculizando el flujo normal de agua. Se encontraron 16 tramos con esteproblema, lo que significó la eliminación de aproximadamente 288 metroscuadrados de material. Figura 11. Eliminación de raíces secas en un tramo del cauce El LlorónFuente: Henry Castillo, Primer informe de avance de servicios de no consultoría: Servicios de limpieza y apertura decanal azolvado en bosque salado El Llorón, Pág. 8. Figura 12. Flujo de agua como resultado del corte de raícessecasFuente: Henry Castillo,Segundo informe de avance de servicios de no consultoría: Servicios de limpieza y apertura decanal azolvado en bosque salado El Llorón, Pág. 12. 27
  28. 28. C. Eliminación de sedimento.Para abrir 2 metros de ancho en 272 metros del cauce fue necesario retirar 166.2metros cúbicos de material, el cual fue alejado del área para evitar su regreso alcauce. Figura 13. Retiro de sedimento y material seco en el cauce El LlorónFuente: Henry Castillo, Primer informe de avance de servicios de no consultoría: Servicios de limpieza y apertura decanal azolvado en bosque salado El Llorón, Pág. 10. Figura 14. Desalojo de material azolvado en un tramo del cauce El LlorónFuente: Henry Castillo,Segundo informe de avance de servicios de no consultoría: Servicios de limpieza y apertura decanal azolvado en bosque salado El Llorón, Pág. 10. 28
  29. 29. D. Desalojo de tierra.Con el desazolvamiento de 365 metros de cauce se retiraron 438 metros cúbicos detierra sedimentada. El desalojo fue realizado con cubetas y bolsas de nylon, y con elinicio de la época de lluvias fue posible utilizar cayucos. Figura 15. Utilización de cubetas y bolsas para retirar material azolvadoFuente: Henry Castillo,Segundo informe de avance de servicios de no consultoría: Servicios de limpieza y apertura decanal azolvado en bosque salado El Llorón, Pág. 9. Figura 16. Utilización de cayucos para el retiro de material azolvadoFuente: Henry Castillo,Segundo informe de avance de servicios de no consultoría: Servicios de limpieza y apertura decanal azolvado en bosque salado El Llorón, Pág. 8. 29
  30. 30. En algunos lugares el agua corría formando pequeñas cascadas de 60 centímetrosdebido a las raíces, esto se fue quitando de abajo hacia arriba de tal manera que alquitar los tapones se iban secando las lagunas. Así sucesivamente se iba avanzandoa medida que quedaba seco. Este proceso no se realizó en una sola dirección, seiba valorando la factibilidad dependiendo de la existencia de lagunas, pues eranecesario ir sacando el agua. El tapón que se quitaba se profundizaba y quedabaseco. En un día se podían quitar de dos a tres tapones y el agua que quedaba notenía suficiente fuerza para mojar hacia arriba del cauce.Cuando las mareas empezaron a llegar altas y la lluvia comenzó ya no fue posibledetener el agua de esta manera y se tuvieron que establecerdiques o taponesenciertos tramos para detener el agua mientras se realizaban los trabajos en el área.En el tramo cercano a la desembocadura en el cauce El Izcanal, se ha intervenidoretirando lodo por tres ocasiones, y en algunos puntos incluso cuatro veces, sin lograrel adecuado flujo de agua; el estancamiento de agua en este sector limita laposibilidad de continuar los trabajos. Una posible explicación de esta situación esque el área que permite la entrada de agua en el cauce es muy estrecha, noalcanza a regar todo el cauce y el mismo movimiento de la marea la regresa,además pareciera que algunos tramos tienen mayor altitud. Una posible alternativaes ampliar a 4 metros y profundizar el cauce en este tramo. Otra alternativa que sepuede considerar es la apertura de un cauce hacia El Quemado.FASE 4. Momento de reflexión: nuestros avances, resultados y perspectivas a futuroFactores que han favorecido la implementación de REM - La articulación de esfuerzos entre instancias cooperantes y organizaciones locales ha facilitado la ejecución de trabajos de esta magnitud. - La población está interesada en trabajar en la recuperación del bosque, no trabaja sólo por el pago que se le otorga, también implica un sacrificio trabajar en las condiciones que se tienen. La población que está trabajando 30
  31. 31. prevé que en el futuro esta zona será una posible fuente de trabajo para la subsistencia de la familia. - El contratista ha tenido paciencia para trabajar con la gente y trata de concientizarlos sobre el objetivo de este trabajo. - La receptividad de las autoridades de las instituciones ejecutoras ante las propuestas de los actores locales, y permitir cambios en los proyectos en ejecución. - El haber desarrollado el taller con MAP fue importante para sensibilizar a todas las personas participantes y realizar una lectura crítica de las acciones que se habían realizado en proyectos anteriores. El taller fue determinante para que PACAP apoyara financieramente el esfuerzo en El Llorón. Figura 17. Actores locales reconstruyen y analizan la implementación de REM en el cauce El Llorón. Fuente: Asociación Mangle, 2012.Dificultades durante la implementación de REM - Las reprogramaciones que se han realizado en el proyecto de FIAES, tanto en actividades como en su financiamiento, pudieron ser vistas como un proyecto mal planteado, pero lo que se quería era innovar. 31
  32. 32. - Implicó sobresaturación de trabajo para la ejecución del proyecto. Se ha demandado mucho más acompañamiento del previsto tanto de las instancias ejecutoras como de los Guardarecursos y se ha incumplido con otras responsabilidades del proyecto. - No se tenía conocimiento ni experiencia de lo que implicaría desazolvar un cauce que durante muchos años había estado sin mantenimiento. Se tenían duda sobre los recursos necesarios, no se tenía un marco de referencia. - La tormenta 12E alteró la ejecución del proyecto FIAES. - Sólo se logró desazolvar en época seca algunos tramos, aproximadamente 800 metros de PACAPy 1.2 kilómetros de FIAES, pero había varias lagunas con agua que complicaban el trabajo. - Se encontraron aproximadamente 16 tapones de diferentes dimensiones, formados de troncos que obstaculizaban el flujo del agua intermareal y habían formado lagunas. - El retraso en el desembolso de recursos financieros representaba un retraso en todo el proceso, debido a que era necesario la obtención de herramientas para seguir trabajando. - El inicio de la época de lluvias ha dificultado el trabajo debido al aumento de agua retenida en la zona de trabajo. - El sedimento ha sido de difícil manejo pues se pega en las palas. - Las personas han sufrido raspaduras en sus piernas debido a las condiciones de trabajo. - Algunos tramos de calle han sido cerrados con cercas, impidiendo el paso de acceso a la zona en invierno. - Algunos tramos del cauce ha sido aterrado por personas que pasan con ganado.Resultados en el corto plazo - De acuerdo con informes de avance de las obras en el cauce, después de casi tres meses de trabajo, se registraba la entrada de la marea en 3,700 metros sobre el cauce, incluyendo el tramo ubicado en el sector El Quemado. 32
  33. 33. - La ejecución del proyecto ha tenido como uno de sus resultados, la generación de empleo e ingresos para la población de la zona y ha evitado el desgaste de los recursos naturales, ya que en ese período las personas contratadas han dejado de extraer punches, calculándose que dejaron de extraerse hasta 20 docenas por persona por día. - Se ha observado que con la marea empiezan a entrar larvas de camarones y peces, como efecto del retiro de troncos y sedimentos en el cauce. Figura 18. Flujo de agua intermareal como resultado del desazolvamiento del canal El LlorónFuente: Henry Castillo,Segundo informe de avance de servicios de no consultoría: Servicios de limpieza y apertura decanal azolvado en bosque salado El Llorón, Pág. 10.Lecciones - La participación organizada de la población ha sido importante en este trabajo, pues el conocimiento que tienen del lugar ha permitido analizar con mejor criterio las acciones a implementar. - Se pensaba que el cauce tenía forma recta, pero al buscar el curso natural fue evidente que el cauce no era recto. La técnica recomendaba buscar el cauce natural, para lo cual fue importante contar con la orientación de las personas que han vivido en la zona durante mucho tiempo, además de buscar elementos topográficos que en el terreno se han conservado (la forma hondonada y los tramos de borda). 33
  34. 34. - Las épocas seca y de lluvia han determinado las distintas formas de trabajo (limpieza, excavación y retiro). - En la época de lluvia se desalojó la tierra en cayuco aprovechando el flujo de agua, en cierta medida esto ha contribuido a reducir los accidentes que las y los trabajadores pueden tenery representa un ahorro de recursos en la movilización del sedimento. - El desazolvamiento debe realizarse en los tramos secos, para lo cual es necesario retirar los obstáculos que retienen el agua en la parte baja del cauce; sin embargo en algunos tramos será necesario aprovechar estos obstáculos para evitar la entrada de agua. - La idea inicial de desazolvar el cauce era retirar el sedimento utilizando como herramientas básicas palas y cubetas, sin embargo al ejecutar el trabajo fue evidente la necesidad de utilizar otras herramientas para cortar troncos gruesos. - Se pensaba que el trabajo de excavación podía ser realizado con máquinas, pero al entrar en la zona se hundió. Otra idea fue meter camiones para sacar tierra, pero tampoco fue posible la entrada de camiones. También se pensó en meter coches jalados por caballos, pero al llegar la época de lluvias ha sido imposible. También se tuvo la idea de utilizar cayucos, lo cual ha tenido buenos resultados. - Debido a la gravedad de la pérdida de cobertura vegetal en el caso del área El Quemado, se tiene como propuesta alternativa construir otro canal alrededor para ampliar la cantidad de agua que fluye en el lugar. - El factor tiempo fue muy importante al momento de decidir el inicio del trabajo, pues se conoce que a partir de abril comienzan las lluvias y con ello se dificulta la realización de las labores en el cauce.Recomendaciones - Debería realizarse un proceso de sensibilización con cada sector que utiliza el cauce para que se comprenda el trabajo y los beneficios futuros. Por ello 34
  35. 35. esimportante la sensibilización de las personas ante la degradación ambiental y la comprensión de estos procesos. - Un trabajo similar debe iniciarse en enero para evitar dificultades derivadas de la época de lluvias, la exposición de las y los trabajadores, y se podría ahorrar recursos. - Se debe tomar en cuenta los flujos de marea para realizar las actividades. - En la época de lluvia, se puede aprovechar el flujo del agua para el desalojo de la tierra en cayuco, lo que puede contribuir a reducir accidentes y ahorrar recursos en la movilización del sedimento. - El reconocimiento de la ecología del cauce y su problemática requiere un esfuerzo de observación directa en el lugar, a fin de elegir las acciones más adecuadas para su recuperación. - La técnica REM orienta el análisis de necesidades, en casos en que no se logre el adecuado flujo de agua en el cauce, por lo que podría ser necesario el acompañamiento de una persona con conocimientos en hidrología. - Se debe considerar un botiquín para atender a las personas que se hieren o son afectadas por hongos. - Se tiene que mejorar los accesos a la zona para posibilitar el paso de maquinaria y personas durante la época de lluvias. - Se debe dar mantenimiento al cauce de forma permanente. - Debe usarse zapatos adecuados, las botas de hule no son adecuadas.Trabajo pendiente - Se tiene 400 metros donde se debe retirar escombros en terreno inundado, pero solamente se puede trabajar al bajar la marea. - En 200 metros se tiene dudas sobre la magnitud del trabajo, en este caso se está esperando que baje la marea para desalojar parte del lodo. - Tener acercamiento con dueños de parcelas colindantes para establecer acuerdos sobre los problemas que se han tenido con el ganado y las cercas. 35
  36. 36. Resultados esperados a largo plazo - El flujo de agua intermareal proveniente del cauce El Izcanal hacia el cauce El Llorón, para mejorar las condiciones de reproducción natural de mangle, especialmente en la zona El Quemado. - Se prevé que el beneficio será para muchos sectores, se tendrán más larvas y el agua ya no quedará estancada. También las especies de aves tendrán más espacios para su estancia. - Lograr la regeneración natural de las especies de mangle, la reproducción de camarón y punche, y evitar el estancamiento de agua. - Replicar los pasos de la técnica REMen cauces con problemáticas similares e intercambiar información sobre los trabajos realizados en El Llorón. - Mantener el acompañamiento de instituciones como FIAES. - Mantenimiento y seguimiento al trabajo ejecutado en el cauce, por parte de Asociación Mangle. - Seguimiento del proceso por parte del MARN, por ser ente responsable y normador de los bosques salados en el país, a través de personal técnico y Guardarecursos. - Aportar a partir de esta experiencia en el Programa Nacional de Restauración de Ecosistemas y Paisajes (PREP), recientemente presentado por el Gobierno.Reflexiones sobre la técnica REM - Ha motivado un proceso de construcción entre varios actores. - Trabajar la técnica debe ser el objetivo de un proyecto, establecer los recursos, el tiempo y costos, para hacer las cosas de forma ordenada. - Se debe establecer un plan de acción previo a la implementación de REM. - Con esta experiencia se podría elaborar un presupuesto aproximado, que incluya los costos de acuerdo a las condiciones de trabajo, para orientar a otras instancias ejecutoras que quieran implementar REM. 36
  37. 37. Referencias bibliográficas - Argueta Pineda, José María. Diagnóstico biofísico del canal El Llorón, Asociación Mangle, Jiquilisco, 18 de diciembre de 2011. 5 págs. - Asociación Mangle. Video: Experiencia de comunidades del Sector Occidental de la Bahía de Jiquilisco, Jiquilisco, Usulután, 2011. - Asociación Mangle – Coordinadora del Bajo Lempa. Experiencia comunitaria de restauración y manejo sostenible de bosque salado en Bahía de Jiquilisco, Ponencia presentada en el Foro Restauración de manglares: desafío para la adaptación al cambio climático, San Salvador, El Salvador, 2011. - Asociación Mangle / FIAES / PACAP. Ruta crítica de restauración de manglar del canal terciario El Llorón, cantón La Canoa, Caserío San Antonio Potrerillo, julio 2011 a febrero 2012. - Asociación Mangle / FIAES-UES / ICMARES. Estructura y composición del complejo manglar / estuario del sector occidental de la Bahía de Jiquilisco, San Salvador, El Salvador, 2008. 71 págs. - Castillo, H. Primer informe de avance de servicios de no consultoría: Servicios de limpieza y apertura de canal azolvado en bosque salado El Llorón, municipio de Jiquilisco, departamento de Usulután, 7 de abril de 2012. 10 págs. - Castillo, H. Segundo informe de avance de servicios de no consultoría: Servicios de limpieza y apertura de canal azolvado en bosque salado El Llorón, municipio de Jiquilisco, departamento de Usulután, 7 de mayo de 2012. 13 págs. - FIAES/EcoViva/MAP/Asociación Mangle. Memoria del Foro Restauración de Manglares: desafío para la adaptación al cambio climático, SL, SF. 32 págs. - Jiménez, I; Sánchez-Mármol, L; Herrera, N. 2004. Inventario Nacional y Diagnóstico de los Humedales de El Salvador,MARN/AECI, San Salvador, El Salvador, 322 págs. - Mangrove Action Project. Five steps to Successful Ecological Restoration of Mangroves,Magrove Action Project, Yogyakarta, Indonesia, April 2006. 49 págs. - MARN. Humedales. (en línea) Consultado el 29 de mayo de 2012. Disponible enhttp://www.marn.gob.sv/index.php?option=com_content&view=article&id =760:humedales&catid=163:humedales&Itemid=266 37
  38. 38. - MARN. Plan de manejo del área natural y humedal bahía de Jiquilisco, UCA Editores, San Salvador, El Salvador, 2004. 258 págs.- Plan de Extracción Sostenible (PLES) 2010. Sector Occidental Bahía de Jiquilisco. 7 págs.- Rivera, C. Diagnóstico Socioeconómico de ocho Comunidades del Sector Occidental de la Bahía de Jiquilisco, ICMARES, UES - Asociación Mangle, San Salvador, El Salvador, 2010. 59 págs.- Rivera, C. El Ecosistema de Manglar de la Bahía de Jiquilisco: Sector Occidental, Asociación Mangle/FIAES-UES/ICMARES, San Salvador, El Salvador, 2010. 231 págs.- Rivera, C. Estado del arte del conocimiento costero marino en El Salvador. Servicio Social, Facultad de Ciencias Agronómicas, UES, San Salvador, El Salvador, 2011. 67 págs.- UNESCO, MAB, MARN, AECI. Reserva de la Biosfera Jiquilisco – Xiriualtique. La Bahía de las Estrellas. (en línea) Consultado el 5 de junio de 2012. Disponible en http://dc244.4shared.com/doc/yU8ffy47/preview.html- Weller, N. Articulo Implementación de la técnica REM en el país. EcoViva, Washington, USA, enero 2012. 38
  39. 39. ANEXOS:Anexo 1. SiglasADESCOBN: Asociación de Desarrollo Comunal Bosque NancuchinameADESCOIM: Asociación de Desarrollo Comunal Isla de MéndezFIAES: Fondo de la Iniciativa para las Américas El SalvadorICMARES: Proyecto Académico Especial Instituto de Ciencias del Mar y LimnologíaMAP: Mangrove Action ProjectMARN: Ministerio de Medio Ambiente y Recursos NaturalesMSM: Movimiento Salvadoreño de MujeresPACAP: Proyecto Consolidación y Administración de Áreas Naturales ProtegidasREM: Restauración Ecológica de ManglaresUES: Universidad de El Salvador 39
  40. 40. Anexo 2.Personas entrevistadasCarlos Roberto Barahona Rivera, Coordinador de Proyecto “Protección,Conservación y Recuperación de los Recursos Naturales del Sector Occidental de laBahía de Jiqulísco, Usulután”, Asociación Mangle. Entrevista realizada el 9 de mayode 2012.José María Argueta Pineda, Coordinador de Proyecto CommunityEmpowermentTours, Asociación Mangle – EcoViva.Entrevista realizada el 23 de mayo de 2012.Walberto Gallegos, Director de gestión, Asociación Mangle. Entrevista realizada el 3de junio de 2012.Anexo 3. Participantes en Talleres para la sistematización de REMFecha: 22 de mayo de 2012Nombre Organización / InstituciónJosé Eleuterio Montoya Comunidad Las MesitasJuan Manuel González Comunidad Las Mesitas y Guardarrecursos Sector Occidental Bahía de JiqulíscoCornelio Rubio Grupo Local Las Mesitas y Guardarrecursos Sector Occidental Bahía de JiqulíscoGonzalo Reyes Granada Guardarrecursos Sector Occidental Bahía de JiqulíscoHenry Ovidio Castillo Contratista PACAPIng. Carlos Roberto Barahona Coordinador de Proyecto de Asociación Mangle-FIAESJosé Noé Argueta Pérez Promotor de Proyecto de Asociación Mangle-FIAESLicda. Daisy Herrera Oficial de proyectos FIAES.María Inés Dávila Medina Asociación MangleFecha: 31 de mayo de 2012Nombre Organización CargoCarmen Argueta Asociación Mangle Junta DirectivaAmílcar Cruz Asociación Mangle Junta DirectivaLuis Ramos Asociación Mangle Programa OrganizaciónWalberto Gallegos Asociación Mangle Director de GestiónMaría Inés Dávila Asociación Mangle Facilitadora de taller 40
  41. 41. Anexo 4. Reconstrucción gráfica de la implementación de REM en el cauce ElLlorón, elaborada por los actores locales y FIAES. 41

    Sé el primero en comentar

    Inicia sesión para ver los comentarios

Vistas

Total de vistas

1.922

En Slideshare

0

De embebidos

0

Número de embebidos

2

Acciones

Descargas

48

Compartidos

0

Comentarios

0

Me gusta

0

×