SlideShare una empresa de Scribd logo

Ser dominica, ser constructor de comunidad

Ser dominica, ser constructor de comunidad Materiales de formación Jóvenes Dominicos

1 de 8
Descargar para leer sin conexión
7
“SER DOMINICA, SER CONSTRUCTORA DE FRATERNIDAD”
1. INTRODUCCIÓN.
LECTURA DE LA CARTA QUE ESCRIBIÓ EL APÓSTOL SAN PABLO A LOS
CRISTIANOS DE ROMA (Rom 12, 1-3.9-18)
Por el cariño que Dios nos tiene os pido, hermanos,
que no os dejéis embaucar por este mundo consumista.
Sabed valorar las cosas:
Lo bueno, como bueno y lo malo como malo.
Valorad a los demás tal y como ellos se merecen;
y no olvidéis que todos los hombres merecen lo
mismo
por haber sido hechos a imagen y semejanza de Dios.
Que vuestro amor no sea una farsa ni una mentira.
Vivid la vida no de cualquier modo, sino con ilusión y
coraje.
Ayudad con vuestro ejemplo a que otros sean felices.
Vivid siempre alegres y llenos de esperanza.
Manteneos firmes en los momentos difíciles.
Orad al Señor en todo momento
y poned a Dios en el centro de vuestra vida.
Desvivíos por los pobres y necesitados;
no olvidéis que siempre que una persona sufre
es Dios quien sufre en él.
Alegraos con los que se alegran
y llorad con los que lloran.
Sed todo para todos.
Si algún hombre es enemigo vuestro, perdonadle;
porque esto es lo más maravilloso del Evangelio de
Jesús.
No devolváis a nadie mal por mal.
En cuanto os sea posible
- y en esto depende en gran parte de vosotros-
vivid siempre en paz con todo el mundo.
CONVOCADOS HOY
7
2. LA COMUNIDAD, DON Y SIGNO PARA NUESTRO TIEMPO
“Toda la fecundidad de la vida Religiosa depende de la calidad de
la vida fraterna. Más aún, la renovación actual en la Iglesia y en la
vida religiosa se caracteriza por una búsqueda de comunión y
fraternidad. Por ello, la vida religiosa será tanto más significativa
cuanto más logre construir comunidades fraternas en las que,
por encima de todo, se busque y se ame a Dios; en cambio
perderá su razón de ser cuando olvide la dimensión de una
pequeña “familia de Dios” con quienes han recibido la misma
llamada” (Juan Pablo II)
Cualquiera que conozca hoy la vida religiosa, sabe que “la comunidad” se va haciendo cada vez
más el centro del proyecto de la vida de los religiosos y religiosas, por fidelidad al Evangelio del
Amor y a la llamada que nos convoca a vivir juntas, en proyecto de vida, el deseo de ser “la
memoria viviente del modo de existir y de actuar de Jesús como Verbo Encarnado”. (La Vida
Fraterna en Comunidad. VFC).
Es un hecho incuestionable que la vida comunitaria está en un proceso de evolución:
 De un talante de vida más rígido se ha pasado a otro más dinámico y flexible, que enfatiza
mejor las relaciones interpersonales. Se valora mucho la comunicación cordial, la
responsabilidad compartida, el acercamiento personalizado.
 De una vida en común se ha pasado a una comunidad de vida, rica de relaciones
humanas, donde cobra gran importancia la amistad, el diálogo, la acogida y aceptación
mutua, la valoración y el respeto de la propia libertad, la realización plena y gozosa de
cada una.
 De un estilo de vida que ponía el énfasis en la presencia física se ha pasado a una nueva
forma de vida que valora más la compenetración de espíritu. Sin esta interior unión de
todas, hasta los actos comunitarios resultan fríos, rutinarios e insoportables. Buscamos la
unidad desde un razonable y legítimo pluralismo.
 De una vida más bien pasiva y sumisa se ha pasado a una vida más responsable y madura
que se expresa en una mayor corresponsabilidad y diálogo. Hay más apertura y
trascendencia y menos dependencias psicológicas; más participación y más oración
compartida, en diálogo sincero, humilde y leal.
¡UNA NUEVA VIDA COMUNITARIA ESTÁ NACIENDO!!.
La Trinidad no sólo es el origen de toda COMÚN-UNIÓN sino también el modelo. Dios es el Padre,
el Hijo y el Espíritu Santo en comunión recíproca. “La Trinidad no es una comunión terminada
pero sí una comunión que eternamente se hace por la participación de cada persona en la vida
de la Santísima Trinidad. Cada una participa a su modo, según sus propiedades. SIN
PARTICIPACIÓN NO HAY COMUNIÓN. Comunión no es subordinación. Es un amor que crea
igualdad. En la Trinidad no hay manipulación ni dominación. No hay superioridad ni inferioridad”.
(VFC). Comunión es la manera de ser de Dios y la manera de realizarnos como hermanas. La
comunión trinitaria es la fuente de la comunión fraterna.
Nuestro ser de mujeres dominicas se desarrolla en comunidad. Necesitamos construir espacios
de calor humano, de encuentro y de acogida, de apoyo estimulante, de serenidad y de fiesta, de
un compartir en amistad lo que somos y tenemos. Nuestra primera responsabilidad es hacer fácil
a las hermanas el camino de la vida.
“Porque vivir la fe cristiana dentro de la Orden
dominicana es vivir desde la libertad personal para la liberación
de los otros, de las otras, de los más cercanos; es vivir la
CONVOCADOS HOY
7
construcción de la fraternidad; es vivir con tensión de alegría y
esperanza para que las demás vivan con más paz, más justicia,
más humanidad” (J.A. Solórzano OP)
Por eso hambreamos comunidades donde nos queramos y nos lo demostremos, que sean como
esos espacios verdes en las ciudades donde se respira aire de Dios y de humanidad. Donde se
hace realidad el perdón y la reconciliación. Estas comunidades purifican el aire y disipan el
egoísmo empequeñecedor y la soledad estéril. Sabemos que crear comunidad pasa por poner en
juego un tipo de relaciones personales que posibiliten el crecer juntas humana y espiritualmente
y actuar sobre el mundo con un compromiso común compartido.
Este es el estilo de Comunidad que Santo Domingo ha querido para sus seguidores:
“La caridad y compasión de Domingo se muestra sobre
todo en la convivencia cotidiana con los suyos. Es un hombre
de trato cálido y afable, con detalles y delicadezas, atento a la
necesidad ajena. Nunca renuncia a la verdad, pero sabe decirla
en el momento oportuno, para conseguir el mayor fruto con el
menor sufrimiento ajeno. Es experto en la corrección” (Testigos
Canonización)
Construir comunidad dominicana, nos exige integrar nuestra vida con las hermanas, que no nos
hemos buscado nosotras mismas sino el Señor, que nos ha querido compañeras en el mismo
camino.
Anhelamos vivamente comunidades que tengan mucho de hogar, donde manifestemos el calor
del afecto, en una verdadera compenetración de espíritu, y busquemos animarnos y apoyarnos
para vivirlo con radicalidad y con gozo. En el que vayamos tallando nuestra figura apostólica de
mujeres dominicas, donde elaboramos juntas nuestros proyectos, en discernimiento y
fraternidad, donde los realizamos y evaluamos juntas. Donde se palpa la madurez evangélica
porque intentamos hacer fácil el camino a las hermanas.
Sin embargo, no es raro que vivamos insatisfechas, que nos quejemos de nuestras comunidades
que ni llenan nuestras expectativas ni se convierten en una interpelación estimulante de amor
desinteresado y gratuito en un mundo aprovechado y utilitario. No somos honestas vecinas del
lugar, sino “amigas en el Señor”.
• ¿Por qué hay hermanas que, a pesar de estar juntas, viven solas?.
• ¿Sabemos lo que siente, lo que sueña, lo que sufre y lo que goza la hermana que
está a mi lado?
No basta ser educadas y respetuosas. Hay que ir mas allá. Sin una comunicación normal, fluida y
sincera, la comunidad se estanca, se deteriora y muere. No faltan ocasiones en que nos
ensimismamos tanto en nuestra misión, que pasamos junto a las compañeras de comunidad
como el sacerdote o el levita de la parábola.
• ¿Es que mi misión no es misión de todos mis compañeras de comunidad? y la misión
de ellas ¿no es misión mía?.
Por una parte añoramos una comunidad acogedora con mucho sabor de hogar estimulante y
retadora. La necesitamos vitalmente para crecer. Y por otra, nos desalentamos, a veces, frente a
experiencias, propias o ajenas, de egoísmo, de indiferencia,… Nuestra falta de humor contamina
el clima que respiramos todas, de desconfianza, de prejuicios o de poco tino en nuestra relación.
Para hacer fácil a los otros, a las hermanas, el camino al que estamos llamadas juntas hace
falta primero hacernos fácil la vida cada una de nosotras. ¿Nos tratamos con ternura, nos
amamos?. Sólo hace falta que repases la ternura de Dios en tu vida, la lectura creyente de
tantos regalos que Dios nos ha ido dando en nuestra vida y en la vida de los otros cercanos.
CONVOCADOS HOY
7
Sólo la ternura, la atención a la fragilidad, a lo que es pequeño como un grano de mostaza (Mt.
13, 31-33) puede liberarnos de ir por la vida como perfectas, sin ilusiones. Donde hay ternura
hay calidez, expresión del afecto, hay libertad de palabra y movimiento, hay hueco siempre para
lo nuevo o lo no esperado.
 Detente unos momentos y orando recuerda, desde el corazón, estos regalos
entrañables e inolvidables.
“El rostro del otro es a la vez maestro y mendigo”. ¿Dónde está tu hermana?. Esta es la base
bíblica de la responsabilidad humana, descubrir que el otro es tu hermano. Es una Palabra que
me llama en el rostro del otro a una relación que se llama servicio, amor gratuitito. Así se
entiende la responsabilidad como una vocación no sólo porque es algo gratuito que se me ha
dado sino también porque responde a mi iniciativa. Y a esto se responde con el “heme aquí” y
no con el “yo te doy para que tu me des”.
El amor solo se comprende desde la vulnerabilidad, la debilidad que me ayuda a comprender mi
responsabilidad activa hacia la otra hermana. El amor es verdadero si hace crecer mi autoestima
y la de cada hermana.
3. ¿CÓMO CONSTRUIR NUESTRA COMUNIDAD?
“La comunidad dominicana es una escuela de caridad fraterna. La
caridad es el núcleo fundamental de la vida de comunión entre los
miembros de la comunidad. El vivir los hermanos en comunión es una
proclamación viviente del mensaje cristiano” (Domingo de Guzmán,
Evangelio viviente. Felicísimo Martínez).
Es verdad que el principio vital unificador y aglutinante de los miembros de una comunidad es el
Espíritu de Jesús que nos “congrega”. Pero una comunidad de fe no se edifica sin cimientos
humanos. Hay que edificar sobre roca, no sobre arena. Se forma una comunidad humana
construyendo una red de relaciones interpersonales entre todas. No se construye una
comunidad humana si no se acepta a la hermana como es, sin negar los defectos, pero
tocándolos desde su profundidad de persona.
Construir comunidad dominicana consiste en consentir y valorar lo que la otra es, perdonar las
debilidades de las demás como quiero y necesito que me perdonen las mías. Actitudes que
debemos expresar en un profundo respeto y aceptación hacia la otra persona, compañera del
mismo camino.
“Construimos comunión usando palabras que
crean comunión, que dan la bienvenida al extraño, que
anulan distancias”. Si abundaran, mucho mas, entre
nosotros los rasgos de cercanía humana, si
revitalizáramos las palabras sencillas ¿No sería nuestra
convivencia mas fraterna, más limpia? (Timothy Radclife)
Respeto ante el misterio de la otra. Respetar es personalizar, es dejarle a la otra ser ella misma,
permitirle pensar, opinar, expresar, elegir, optar y decidir por si misma, en libertad responsable.
Personalizo cuando comprendo, acepto, confío y me abro a las demás; cuando acojo y sintonizo
efectivamente, cuando dialogo sin imponerme, cuando aprecio sin adulación, cuando doy el
primer paso de acercamiento. Sólo un trato personal estimula a ser, a crecer, a perdonar,
construir, orar…
CONVOCADOS HOY
7
Nada anhela más la persona que el ser aceptado como es, por lo que es: único e irrepetible. Así
nos acepta Dios. Somos únicas ante Él. No hay otro como tú. Para Él eres insustituible.
Ser aceptada significa que las otras están contentas de que sea quien soy. Significa que me
invitan a ser yo misma. Sólo cuando soy amada en este sentido profundo, puedo llegar a ser la
persona original que estoy llamada a ser y se me acepta por lo que soy.
Pero esta aceptación recíproca supone y exige una donación recíproca en todos los órdenes y
por consiguiente, también en el terreno de la amistad, del afecto y de la comunicación. Ahora
bien, no siempre estamos dispuestas a ese “morir” que entraña la mutua aceptación para
permitir que el otro
sea, crezca, se relacione conmigo, no solamente como un antagonista de mi vida –reducido a
conflicto de opiniones o tomas de posición- sino como una persona a la que puedo y debo
valorar, como alguien importante para mi, a quien pueda asistir, acompañar y amar. Aquí radica
la esencia misma de toda vida cristiana y por tanto de la vida dominicana. Recordemos lo que
dijo Dios a Sta. Catalina de Siena:
“Habría podido hacer a los seres
humanos de tal manera que todos lo tuvieran todo, pero
preferí dar a cada uno dones diferentes, para que todos
tuvieran necesidad de todos” (Diálogos de Sta. Catalina)
4. CONSTRUIR COMUNIDAD EXIGE INTEGRAR NUESTRAS VIDAS
“Nuestra comunidad ha de ser un lugar en que nos demos
ánimo cuando el corazón de alguno se debilita, perdón cuando
alguno falle y veracidad cuando uno corre el riesgo de
engañarse. Hemos d creer en la bondad de nuestros hermanos
y hermanas incluso cuando ellos han dejado de creer en sí
mismos”. (El manantial de la esperanza. Timothy Radcliffe)
Esta verdad es fundamental. Y se trata de integrar nuestra existencia con la de las hermanas que
yo no he buscado ni elegido, hasta el punto de que una sienta que ya no puede realizarse, si no
es con esos otros compañeras, a los que tengo que hacer fácil el camino.
La verdad es que la otra no es un compañera inevitable de viaje, ni una competidora desleal. Es
exactamente al revés. Yo no he sido llamada a vivir en solitario, sino que he sido convocada con
otras al seguimiento de Jesús. ¿Qué significa esto? Que los demás miembros de la comunidad
tal y como son, son un DON para mí, y hasta un don necesario, ya que sin ellas yo no podría
realizarme.
Uno de los mayores obstáculos para amarnos es la diferencia de ideas, de teologías, de
mentalidades, de políticas, … que provocan sentimientos encontrados. Las dominicas tenemos
que ser obstinadas BUSCADORAS DE LA UNIDAD precisamente a partir de situaciones
conflictivas. Tenemos que ser capaces de crear al interior de nuestras comunidades una vida
más humana, un ambiente más agradable y un vivir más evangélico. La solución no va a venir,
por lo menos a mediano y corto plazo, por la unificación de criterios y lenguajes en todas las
hermanas de la comunidad. Cada uno no podrá dejar de ver las cosas como las ve, pero para
comulgar con una persona no es necesario comulgar con sus ideas y proyectos. La mayoría de
las verdades no son ecuaciones matemáticas con las que todo el mundo tenga que
necesariamente coincidir. Da la impresión de que queremos más a las ideas que a las personas.
El momento supremo de la Verdad que unifique los ánimos de todas está más allá de nuestro
horizonte peregrino. Construimos la comunidad dando, no destruyendo las verdades parciales
que somos y tenemos. Con todo lo que estas verdades tienen de limitado.
CONVOCADOS HOY
7
El pluralismo dominicano es fuente de tensiones enriquecedoras y creativas, no de divisiones o
de destrucción. El pluralismo puede vigorizar la búsqueda de la verdad.
5. NADA SE CONSTRUYE SI NO ES DESDE EL DIALOGO
Una comunidad no avanza ni humana ni espiritualmente si la amistad no se alimenta, se expresa
y se sacramentaliza con gestos, actitudes y palabras. Una amistad se deteriora y se marchita si
no se la riega con una comunicación vital.
Si queremos que la comunidad sea el espacio donde verdaderamente compartamos nuestras
vidas en sus diferentes dimensiones, es imprescindible el diálogo entre nosotras.
En un mundo cada vez más marcado por fundamentalismos de toda índole y por una incapacidad
creciente de dialogar y buscar consensos, estamos llamadas a dar testimonio de una actitud
dialogante. Saber dialogar es un arte que exige de cada una un aprendizaje continuo. Por ello es
importante que nuestras comunidades sean “escuelas de diálogo” donde practiquemos y nos
perfeccionemos en el arte de dialogar y contribuyamos así a que la Iglesia sea cada vez más una
Iglesia dialogante. El diálogo es un instrumento imprescindible para crear comunidad pues
posibilita la comunicación, el conocernos en profundidad. El diálogo nos lleva a salir de nosotras
mismas y abrirnos a las demás. Nos permite comunicar nuestros puntos de vista, nuestras
inquietudes y escuchar lo que piensan y sienten las otras. El diálogo ayuda a construir puentes
entre nosotras y aceptarnos en nuestras diferencias, a vivir y trabajar juntas teniendo, a veces
enfoques distintos e interpretaciones diferentes de los mismos valores.
AVANZAR JUNTOS… es lograr objetivos comunes, es
ponerse de acuerdo en sitios y momentos de encuentro, es
coincidir en estilos y en dar importancia a lo que la tiene; es
dedicarse momentos para el diálogo, el encuentro, la charla
amigable, el acompañamiento fraterno al que lo pasa peor,
está despistado o angustiado. De esta manera, sí tiene sentido
dar pasos juntos . (¡Sumérgete en lo dominicano! II, 5.3.3)
Este diálogo constante, animado por la caridad, exige una comunicación abierta y sincera. Pero
ésta no se dará si falta un ambiente de confianza. Y confiarse es fiarse totalmente de la otra, es
ser creído digno de fe. El hacernos vulnerables a las demás es solamente posible cuando
descubro, cuando siento que los demás apuestan por mí, se fían de mi y me aceptan, creen en mi
y me apoyan en mis esfuerzos por mejorar. Nada se construye, y menos una comunidad, si no es
desde la sinceridad. A lo mejor la sinceridad es decir que no estoy dispuesta a ser sincera. Esto
no para paralizar, sino para avivar nuestro esfuerzo, para seguir trabajando terca y porfiadamente
por crear las condiciones en las que no pueda dejar de ser yo misma y expresarme como tal.
Cuando la confianza y la sinceridad tocan el corazón, se ha abierto el camino de la comunidad.
Nos relacionamos no sólo en el mundo de las ideas, de las que somos expertas, sino en el de los
sentimientos, lo que realmente sentimos y vivimos, un silencio, a veces es más elocuente que
muchas palabras.
El crecimiento comunitario no es decir lo que se me ocurre, ni lo que pienso, ni ser espontáneo y
decir lo que me viene a la cabeza. Comunicarme es decirme a mismo, es siempre dialogar y
prestar atención a las otras personas, al grupo, para saber dónde caen mis palabras y cómo son
escuchadas. Para ello necesitamos también sensibilizarnos y aprender. Acertar con el momento
justo. Saber escuchar es tan importante como saber comunicarse, dejarse afectar por lo que dice
la otra, haciéndome vulnerable a su manera de ser y de ver. Escuchar hasta el final, para
encontrar las dos una nueva manera de acercamiento a la verdad. Y saber aceptar la reacción de
los demás, positiva o negativa.
CONVOCADOS HOY
Publicidad

Recomendados

Para vivir la fe cristiana con alegría
Para vivir la fe cristiana con alegríaPara vivir la fe cristiana con alegría
Para vivir la fe cristiana con alegríaJovenesop FD
 
Reunidos en el nombre del Señor
Reunidos en el nombre del SeñorReunidos en el nombre del Señor
Reunidos en el nombre del SeñorJovenesop FD
 
Construimos nuestra casa
Construimos nuestra casaConstruimos nuestra casa
Construimos nuestra casaJovenesop FD
 
Ser dominico, ser compañero de camino
Ser dominico, ser compañero de caminoSer dominico, ser compañero de camino
Ser dominico, ser compañero de caminoJovenesop FD
 
Domingo XXVII del Tiempo Ordinario- Ciclo B
Domingo XXVII del Tiempo Ordinario- Ciclo BDomingo XXVII del Tiempo Ordinario- Ciclo B
Domingo XXVII del Tiempo Ordinario- Ciclo BSan José Ares
 
Revista diocesana "Barca de Santiago" nº 8
Revista diocesana "Barca de Santiago" nº 8Revista diocesana "Barca de Santiago" nº 8
Revista diocesana "Barca de Santiago" nº 8San José Ares
 
Circular 947-Madre Yvonne Reungoat
Circular 947-Madre Yvonne ReungoatCircular 947-Madre Yvonne Reungoat
Circular 947-Madre Yvonne ReungoatArocomunicacion
 
Textos para reflexionar
Textos para reflexionarTextos para reflexionar
Textos para reflexionarJovenesop FD
 

Más contenido relacionado

La actualidad más candente

Circular 941 - Madre Yvonne Reungoat
Circular 941 - Madre Yvonne ReungoatCircular 941 - Madre Yvonne Reungoat
Circular 941 - Madre Yvonne ReungoatArocomunicacion
 
La gran familia dominicana
La gran familia dominicanaLa gran familia dominicana
La gran familia dominicanaJovenesop FD
 
Hemos recibido un don una misión
Hemos recibido un don una misiónHemos recibido un don una misión
Hemos recibido un don una misiónJovenesop FD
 
Bula de la misericordia
Bula de la misericordiaBula de la misericordia
Bula de la misericordiamaviti
 
Carta de Asís 109
Carta de Asís 109Carta de Asís 109
Carta de Asís 109maviti
 
Compasión dominicana
Compasión dominicanaCompasión dominicana
Compasión dominicanaJovenesop FD
 
Es pascua 2016 (1)
Es  pascua 2016 (1)Es  pascua 2016 (1)
Es pascua 2016 (1)franfrater
 
Circular letter thoughts and reflections on community life (2015) spa
Circular letter   thoughts and reflections on community life (2015) spaCircular letter   thoughts and reflections on community life (2015) spa
Circular letter thoughts and reflections on community life (2015) spaJosé Gracia Cervera
 
Amoris laetitia 02 Familia a la luz de la Palabra Mes de la Familia 2021
Amoris laetitia 02 Familia a la luz de la Palabra Mes de la Familia 2021Amoris laetitia 02 Familia a la luz de la Palabra Mes de la Familia 2021
Amoris laetitia 02 Familia a la luz de la Palabra Mes de la Familia 2021Parroquia San Felipe Neri
 
Antorcha Vocacional Septiembre 2016
Antorcha Vocacional Septiembre 2016Antorcha Vocacional Septiembre 2016
Antorcha Vocacional Septiembre 2016Juani Silva
 
Amoris laetitia 01 Caminar juntos MES DE LA FAMILIA OCTUBRE 2021
Amoris laetitia 01 Caminar juntos MES DE LA FAMILIA OCTUBRE 2021Amoris laetitia 01 Caminar juntos MES DE LA FAMILIA OCTUBRE 2021
Amoris laetitia 01 Caminar juntos MES DE LA FAMILIA OCTUBRE 2021Parroquia San Felipe Neri
 
Mensaje de adviento navidad 2015-spa
Mensaje de adviento   navidad 2015-spaMensaje de adviento   navidad 2015-spa
Mensaje de adviento navidad 2015-spaJosé Gracia Cervera
 
1° ficha formación teresiana
1° ficha formación teresiana1° ficha formación teresiana
1° ficha formación teresianasecretarioocdchile
 

La actualidad más candente (19)

Circular 941 - Madre Yvonne Reungoat
Circular 941 - Madre Yvonne ReungoatCircular 941 - Madre Yvonne Reungoat
Circular 941 - Madre Yvonne Reungoat
 
La gran familia dominicana
La gran familia dominicanaLa gran familia dominicana
La gran familia dominicana
 
Hemos recibido un don una misión
Hemos recibido un don una misiónHemos recibido un don una misión
Hemos recibido un don una misión
 
Bula de la misericordia
Bula de la misericordiaBula de la misericordia
Bula de la misericordia
 
Carta de Asís 109
Carta de Asís 109Carta de Asís 109
Carta de Asís 109
 
Compasión dominicana
Compasión dominicanaCompasión dominicana
Compasión dominicana
 
Circular 950
Circular 950Circular 950
Circular 950
 
Circular 950
Circular 950Circular 950
Circular 950
 
Es pascua 2016 (1)
Es  pascua 2016 (1)Es  pascua 2016 (1)
Es pascua 2016 (1)
 
Circular letter thoughts and reflections on community life (2015) spa
Circular letter   thoughts and reflections on community life (2015) spaCircular letter   thoughts and reflections on community life (2015) spa
Circular letter thoughts and reflections on community life (2015) spa
 
Amoris laetitia 02 Familia a la luz de la Palabra Mes de la Familia 2021
Amoris laetitia 02 Familia a la luz de la Palabra Mes de la Familia 2021Amoris laetitia 02 Familia a la luz de la Palabra Mes de la Familia 2021
Amoris laetitia 02 Familia a la luz de la Palabra Mes de la Familia 2021
 
Antorcha Vocacional Septiembre 2016
Antorcha Vocacional Septiembre 2016Antorcha Vocacional Septiembre 2016
Antorcha Vocacional Septiembre 2016
 
Carta pastoral inicio de curso 2021
Carta pastoral inicio de curso 2021Carta pastoral inicio de curso 2021
Carta pastoral inicio de curso 2021
 
Vida de santa_luisa
Vida de santa_luisaVida de santa_luisa
Vida de santa_luisa
 
Amoris laetitia 01 Caminar juntos MES DE LA FAMILIA OCTUBRE 2021
Amoris laetitia 01 Caminar juntos MES DE LA FAMILIA OCTUBRE 2021Amoris laetitia 01 Caminar juntos MES DE LA FAMILIA OCTUBRE 2021
Amoris laetitia 01 Caminar juntos MES DE LA FAMILIA OCTUBRE 2021
 
Palabras de clausura
Palabras de clausuraPalabras de clausura
Palabras de clausura
 
Mensaje de adviento navidad 2015-spa
Mensaje de adviento   navidad 2015-spaMensaje de adviento   navidad 2015-spa
Mensaje de adviento navidad 2015-spa
 
Circular 960.-
Circular 960.-Circular 960.-
Circular 960.-
 
1° ficha formación teresiana
1° ficha formación teresiana1° ficha formación teresiana
1° ficha formación teresiana
 

Destacado

Exposición itinerante
Exposición itineranteExposición itinerante
Exposición itineranteJovenesop FD
 
La mirada de cada día
La mirada de cada díaLa mirada de cada día
La mirada de cada díaJovenesop FD
 
El circo de las mariposas
El circo de las mariposasEl circo de las mariposas
El circo de las mariposasJovenesop FD
 
El Evangelio de la alegría
El Evangelio de la alegríaEl Evangelio de la alegría
El Evangelio de la alegríaJovenesop FD
 
Se busca un verdadero cristiano
Se busca un verdadero cristianoSe busca un verdadero cristiano
Se busca un verdadero cristianoJovenesop FD
 
Desde casa hacemos fraternidad
Desde casa hacemos fraternidadDesde casa hacemos fraternidad
Desde casa hacemos fraternidadJovenesop FD
 
Somos perlas de colores
Somos perlas de coloresSomos perlas de colores
Somos perlas de coloresJovenesop FD
 
Amigos de diferentes colores
Amigos de diferentes coloresAmigos de diferentes colores
Amigos de diferentes coloresJovenesop FD
 
Llamados a predicar
Llamados a predicarLlamados a predicar
Llamados a predicarJovenesop FD
 
Oración por medio de Domingo
Oración por medio de DomingoOración por medio de Domingo
Oración por medio de DomingoJovenesop FD
 
El cometa que descubrió su luz
El cometa que descubrió su luzEl cometa que descubrió su luz
El cometa que descubrió su luzJovenesop FD
 
Nos miramos a nosotros mismos
Nos miramos a nosotros mismosNos miramos a nosotros mismos
Nos miramos a nosotros mismosJovenesop FD
 
Muéstrame tus caminos, Señor
Muéstrame tus caminos, SeñorMuéstrame tus caminos, Señor
Muéstrame tus caminos, SeñorJovenesop FD
 
Orar con Santo Domingo
Orar con Santo DomingoOrar con Santo Domingo
Orar con Santo DomingoJovenesop FD
 
Discípulos de Emaús
Discípulos de EmaúsDiscípulos de Emaús
Discípulos de EmaúsJovenesop FD
 
Un carisma para los cambios
Un carisma para los cambiosUn carisma para los cambios
Un carisma para los cambiosdominicosweb
 

Destacado (20)

Exposición itinerante
Exposición itineranteExposición itinerante
Exposición itinerante
 
La mirada de cada día
La mirada de cada díaLa mirada de cada día
La mirada de cada día
 
El circo de las mariposas
El circo de las mariposasEl circo de las mariposas
El circo de las mariposas
 
El Evangelio de la alegría
El Evangelio de la alegríaEl Evangelio de la alegría
El Evangelio de la alegría
 
Se busca un verdadero cristiano
Se busca un verdadero cristianoSe busca un verdadero cristiano
Se busca un verdadero cristiano
 
Desde casa hacemos fraternidad
Desde casa hacemos fraternidadDesde casa hacemos fraternidad
Desde casa hacemos fraternidad
 
Encuentro
EncuentroEncuentro
Encuentro
 
Somos perlas de colores
Somos perlas de coloresSomos perlas de colores
Somos perlas de colores
 
Amigos de diferentes colores
Amigos de diferentes coloresAmigos de diferentes colores
Amigos de diferentes colores
 
Llamados a predicar
Llamados a predicarLlamados a predicar
Llamados a predicar
 
De verdad
De verdadDe verdad
De verdad
 
Oración por medio de Domingo
Oración por medio de DomingoOración por medio de Domingo
Oración por medio de Domingo
 
El cometa que descubrió su luz
El cometa que descubrió su luzEl cometa que descubrió su luz
El cometa que descubrió su luz
 
Nos miramos a nosotros mismos
Nos miramos a nosotros mismosNos miramos a nosotros mismos
Nos miramos a nosotros mismos
 
Muéstrame tus caminos, Señor
Muéstrame tus caminos, SeñorMuéstrame tus caminos, Señor
Muéstrame tus caminos, Señor
 
Orar con Santo Domingo
Orar con Santo DomingoOrar con Santo Domingo
Orar con Santo Domingo
 
Discípulos de Emaús
Discípulos de EmaúsDiscípulos de Emaús
Discípulos de Emaús
 
Un carisma para los cambios
Un carisma para los cambiosUn carisma para los cambios
Un carisma para los cambios
 
La vida
La vidaLa vida
La vida
 
La verdad
La verdadLa verdad
La verdad
 

Similar a Ser dominica, ser constructor de comunidad

Es circ. n. 33 14-20 pentecostés
Es circ. n. 33 14-20 pentecostésEs circ. n. 33 14-20 pentecostés
Es circ. n. 33 14-20 pentecostésfranfrater
 
Revista CLAR no 2 2017
Revista CLAR no 2 2017Revista CLAR no 2 2017
Revista CLAR no 2 2017Angela Cabrera
 
Circular 941
Circular 941Circular 941
Circular 941Glanayi
 
De la refelxión a la acción asamblea laicos
De la refelxión a la acción asamblea laicosDe la refelxión a la acción asamblea laicos
De la refelxión a la acción asamblea laicosolmgsma
 
De la reflexión a la acción asamblea laicos
De la reflexión a la acción asamblea laicosDe la reflexión a la acción asamblea laicos
De la reflexión a la acción asamblea laicosolmgsma
 
Navidad 2015. carta consejo provincial scor
Navidad 2015. carta consejo provincial scorNavidad 2015. carta consejo provincial scor
Navidad 2015. carta consejo provincial scorJosé Gracia Cervera
 
Fichas trabajo adultos_2017
Fichas trabajo adultos_2017Fichas trabajo adultos_2017
Fichas trabajo adultos_2017Luis Serrano
 
Cuaresma 100097(1)
Cuaresma 100097(1)Cuaresma 100097(1)
Cuaresma 100097(1)neibaguel
 
Es carta por el año de la misericordia
Es carta por el año de la misericordiaEs carta por el año de la misericordia
Es carta por el año de la misericordiafranfrater
 
Vocacional. Dios nos llama a vivir como personas
Vocacional.  Dios nos llama a vivir como personasVocacional.  Dios nos llama a vivir como personas
Vocacional. Dios nos llama a vivir como personassmariabi
 
Vivir en comunidad - Historia de la Iglesia
Vivir en comunidad - Historia de la IglesiaVivir en comunidad - Historia de la Iglesia
Vivir en comunidad - Historia de la IglesiaNorith Ramos Vela
 
Hermano lobo febrero marzo 2021
Hermano lobo febrero   marzo 2021Hermano lobo febrero   marzo 2021
Hermano lobo febrero marzo 2021franfrater
 
Amor humano y vida cristiana
Amor humano y vida cristianaAmor humano y vida cristiana
Amor humano y vida cristianaOpus Dei
 

Similar a Ser dominica, ser constructor de comunidad (20)

Es circ. n. 33 14-20 pentecostés
Es circ. n. 33 14-20 pentecostésEs circ. n. 33 14-20 pentecostés
Es circ. n. 33 14-20 pentecostés
 
Mision evangelizadora
Mision evangelizadoraMision evangelizadora
Mision evangelizadora
 
02. vida religiosa balance
02. vida religiosa balance02. vida religiosa balance
02. vida religiosa balance
 
02. vida religiosa balance
02. vida religiosa balance02. vida religiosa balance
02. vida religiosa balance
 
Carta xi
Carta  xiCarta  xi
Carta xi
 
110618 comunidad
110618 comunidad110618 comunidad
110618 comunidad
 
Revista CLAR no 2 2017
Revista CLAR no 2 2017Revista CLAR no 2 2017
Revista CLAR no 2 2017
 
Circular 941
Circular 941Circular 941
Circular 941
 
De la refelxión a la acción asamblea laicos
De la refelxión a la acción asamblea laicosDe la refelxión a la acción asamblea laicos
De la refelxión a la acción asamblea laicos
 
De la reflexión a la acción asamblea laicos
De la reflexión a la acción asamblea laicosDe la reflexión a la acción asamblea laicos
De la reflexión a la acción asamblea laicos
 
Cuaresma 100097
Cuaresma 100097Cuaresma 100097
Cuaresma 100097
 
Navidad 2015. carta consejo provincial scor
Navidad 2015. carta consejo provincial scorNavidad 2015. carta consejo provincial scor
Navidad 2015. carta consejo provincial scor
 
Fichas trabajo adultos_2017
Fichas trabajo adultos_2017Fichas trabajo adultos_2017
Fichas trabajo adultos_2017
 
Cuaresma 100097
Cuaresma 100097Cuaresma 100097
Cuaresma 100097
 
Cuaresma 100097(1)
Cuaresma 100097(1)Cuaresma 100097(1)
Cuaresma 100097(1)
 
Es carta por el año de la misericordia
Es carta por el año de la misericordiaEs carta por el año de la misericordia
Es carta por el año de la misericordia
 
Vocacional. Dios nos llama a vivir como personas
Vocacional.  Dios nos llama a vivir como personasVocacional.  Dios nos llama a vivir como personas
Vocacional. Dios nos llama a vivir como personas
 
Vivir en comunidad - Historia de la Iglesia
Vivir en comunidad - Historia de la IglesiaVivir en comunidad - Historia de la Iglesia
Vivir en comunidad - Historia de la Iglesia
 
Hermano lobo febrero marzo 2021
Hermano lobo febrero   marzo 2021Hermano lobo febrero   marzo 2021
Hermano lobo febrero marzo 2021
 
Amor humano y vida cristiana
Amor humano y vida cristianaAmor humano y vida cristiana
Amor humano y vida cristiana
 

Más de Jovenesop FD

El rostro de la verdad
El rostro de la verdadEl rostro de la verdad
El rostro de la verdadJovenesop FD
 
Billy Elliot (película)
Billy Elliot (película)Billy Elliot (película)
Billy Elliot (película)Jovenesop FD
 
Tu palabra en mi vida
Tu palabra en mi vidaTu palabra en mi vida
Tu palabra en mi vidaJovenesop FD
 
Ser dominico, ser contemplativo
Ser dominico, ser contemplativoSer dominico, ser contemplativo
Ser dominico, ser contemplativoJovenesop FD
 
Que no se me endurezca el corazón
Que no se me endurezca el corazónQue no se me endurezca el corazón
Que no se me endurezca el corazónJovenesop FD
 
Corazón de cebolla
Corazón de cebollaCorazón de cebolla
Corazón de cebollaJovenesop FD
 

Más de Jovenesop FD (11)

El rostro de la verdad
El rostro de la verdadEl rostro de la verdad
El rostro de la verdad
 
Desde la verdad
Desde la verdadDesde la verdad
Desde la verdad
 
Billy Elliot (película)
Billy Elliot (película)Billy Elliot (película)
Billy Elliot (película)
 
Qué ves
Qué vesQué ves
Qué ves
 
Tu palabra en mi vida
Tu palabra en mi vidaTu palabra en mi vida
Tu palabra en mi vida
 
Ser dominico, ser contemplativo
Ser dominico, ser contemplativoSer dominico, ser contemplativo
Ser dominico, ser contemplativo
 
Silencio
SilencioSilencio
Silencio
 
Que no se me endurezca el corazón
Que no se me endurezca el corazónQue no se me endurezca el corazón
Que no se me endurezca el corazón
 
Modos de orar
Modos de orarModos de orar
Modos de orar
 
Corazón de cebolla
Corazón de cebollaCorazón de cebolla
Corazón de cebolla
 
Celebra la vida
Celebra la vidaCelebra la vida
Celebra la vida
 

Último

Tema 2 Los minerales: los materiales de la Geosfera 2024
Tema 2 Los minerales: los materiales de la Geosfera 2024Tema 2 Los minerales: los materiales de la Geosfera 2024
Tema 2 Los minerales: los materiales de la Geosfera 2024IES Vicent Andres Estelles
 
Presentacion cuidado del medio ambiente collage scrapbook verde y blanco.pdf
Presentacion cuidado del medio ambiente collage scrapbook verde y blanco.pdfPresentacion cuidado del medio ambiente collage scrapbook verde y blanco.pdf
Presentacion cuidado del medio ambiente collage scrapbook verde y blanco.pdfJohnCarvajal23
 
Preelaboración de alimentos. El arroz.pdf
Preelaboración de alimentos. El arroz.pdfPreelaboración de alimentos. El arroz.pdf
Preelaboración de alimentos. El arroz.pdfVictorSanz21
 
Maikell Victor - Química 2024 - Volume 1
Maikell Victor - Química 2024 - Volume 1Maikell Victor - Química 2024 - Volume 1
Maikell Victor - Química 2024 - Volume 1DevinsideSolutions
 
Teorías del Aprendizaje y paradigmas.pptx
Teorías del Aprendizaje y paradigmas.pptxTeorías del Aprendizaje y paradigmas.pptx
Teorías del Aprendizaje y paradigmas.pptxJunkotantik
 
Inteligencia Artificial en la Educacion AV5 Ccesa007.pdf
Inteligencia Artificial en la Educacion  AV5  Ccesa007.pdfInteligencia Artificial en la Educacion  AV5  Ccesa007.pdf
Inteligencia Artificial en la Educacion AV5 Ccesa007.pdfDemetrio Ccesa Rayme
 
Información a las familias aula matinal.pdf
Información a las familias aula matinal.pdfInformación a las familias aula matinal.pdf
Información a las familias aula matinal.pdfAlfaresbilingual
 
Licenciatura en Pedagogia Presentacion.pptx
Licenciatura en Pedagogia Presentacion.pptxLicenciatura en Pedagogia Presentacion.pptx
Licenciatura en Pedagogia Presentacion.pptxgeomaster9
 
BUEN INICIO DEL AÑO ESCOLAR 2024 11098.pptx
BUEN INICIO DEL AÑO ESCOLAR 2024 11098.pptxBUEN INICIO DEL AÑO ESCOLAR 2024 11098.pptx
BUEN INICIO DEL AÑO ESCOLAR 2024 11098.pptxDirectivosGanadores
 
Proyecto 100. Guía práctica para instructores bíblicos. Vol. 2
Proyecto 100. Guía práctica para instructores bíblicos. Vol. 2Proyecto 100. Guía práctica para instructores bíblicos. Vol. 2
Proyecto 100. Guía práctica para instructores bíblicos. Vol. 2Heyssen Cordero Maraví
 
tema 4 al Ándalus 2023 2024 . Tema 4 (I) Al Andalus
tema 4 al Ándalus 2023 2024 . Tema 4 (I) Al Andalustema 4 al Ándalus 2023 2024 . Tema 4 (I) Al Andalus
tema 4 al Ándalus 2023 2024 . Tema 4 (I) Al Andalusjosemariahermoso
 
5ta Sesión Ordinaria CTE_febrero 2024_Andrés López Palafox.pptx
5ta Sesión Ordinaria CTE_febrero  2024_Andrés López Palafox.pptx5ta Sesión Ordinaria CTE_febrero  2024_Andrés López Palafox.pptx
5ta Sesión Ordinaria CTE_febrero 2024_Andrés López Palafox.pptxVíctor Hugo Ramírez
 
Tema 3.- ASPECTOS ETICOS Y SOCIALES EN LOS SISTEMAS DE INFORMACION.pdf
Tema 3.- ASPECTOS ETICOS Y SOCIALES EN LOS SISTEMAS DE INFORMACION.pdfTema 3.- ASPECTOS ETICOS Y SOCIALES EN LOS SISTEMAS DE INFORMACION.pdf
Tema 3.- ASPECTOS ETICOS Y SOCIALES EN LOS SISTEMAS DE INFORMACION.pdfDaniel Ángel Corral de la Mata, Ph.D.
 
Planificacion Curricular en la Escuela Ccesa007.pdf
Planificacion Curricular en la Escuela Ccesa007.pdfPlanificacion Curricular en la Escuela Ccesa007.pdf
Planificacion Curricular en la Escuela Ccesa007.pdfDemetrio Ccesa Rayme
 
Instrumento de evaluación___MuralDigital
Instrumento de evaluación___MuralDigitalInstrumento de evaluación___MuralDigital
Instrumento de evaluación___MuralDigitaleliecerespinosa
 
Proceso de matricula articulacioncimm.pdf
Proceso de matricula articulacioncimm.pdfProceso de matricula articulacioncimm.pdf
Proceso de matricula articulacioncimm.pdfJorgecego
 
herramientas manuales grado cuarto primaria.pptx
herramientas manuales grado cuarto primaria.pptxherramientas manuales grado cuarto primaria.pptx
herramientas manuales grado cuarto primaria.pptxnelsontobontrujillo
 

Último (20)

Tema 2 Los minerales: los materiales de la Geosfera 2024
Tema 2 Los minerales: los materiales de la Geosfera 2024Tema 2 Los minerales: los materiales de la Geosfera 2024
Tema 2 Los minerales: los materiales de la Geosfera 2024
 
PPT : Sabiduría para vivir con rectitud
PPT  : Sabiduría para vivir con rectitudPPT  : Sabiduría para vivir con rectitud
PPT : Sabiduría para vivir con rectitud
 
Presentacion cuidado del medio ambiente collage scrapbook verde y blanco.pdf
Presentacion cuidado del medio ambiente collage scrapbook verde y blanco.pdfPresentacion cuidado del medio ambiente collage scrapbook verde y blanco.pdf
Presentacion cuidado del medio ambiente collage scrapbook verde y blanco.pdf
 
Sesión: Sabiduría para vivir con rectitud
Sesión: Sabiduría para vivir con rectitudSesión: Sabiduría para vivir con rectitud
Sesión: Sabiduría para vivir con rectitud
 
Preelaboración de alimentos. El arroz.pdf
Preelaboración de alimentos. El arroz.pdfPreelaboración de alimentos. El arroz.pdf
Preelaboración de alimentos. El arroz.pdf
 
Virología 1 Bachillerato Microorganismos
Virología 1 Bachillerato MicroorganismosVirología 1 Bachillerato Microorganismos
Virología 1 Bachillerato Microorganismos
 
Maikell Victor - Química 2024 - Volume 1
Maikell Victor - Química 2024 - Volume 1Maikell Victor - Química 2024 - Volume 1
Maikell Victor - Química 2024 - Volume 1
 
Teorías del Aprendizaje y paradigmas.pptx
Teorías del Aprendizaje y paradigmas.pptxTeorías del Aprendizaje y paradigmas.pptx
Teorías del Aprendizaje y paradigmas.pptx
 
Inteligencia Artificial en la Educacion AV5 Ccesa007.pdf
Inteligencia Artificial en la Educacion  AV5  Ccesa007.pdfInteligencia Artificial en la Educacion  AV5  Ccesa007.pdf
Inteligencia Artificial en la Educacion AV5 Ccesa007.pdf
 
Información a las familias aula matinal.pdf
Información a las familias aula matinal.pdfInformación a las familias aula matinal.pdf
Información a las familias aula matinal.pdf
 
Licenciatura en Pedagogia Presentacion.pptx
Licenciatura en Pedagogia Presentacion.pptxLicenciatura en Pedagogia Presentacion.pptx
Licenciatura en Pedagogia Presentacion.pptx
 
BUEN INICIO DEL AÑO ESCOLAR 2024 11098.pptx
BUEN INICIO DEL AÑO ESCOLAR 2024 11098.pptxBUEN INICIO DEL AÑO ESCOLAR 2024 11098.pptx
BUEN INICIO DEL AÑO ESCOLAR 2024 11098.pptx
 
Proyecto 100. Guía práctica para instructores bíblicos. Vol. 2
Proyecto 100. Guía práctica para instructores bíblicos. Vol. 2Proyecto 100. Guía práctica para instructores bíblicos. Vol. 2
Proyecto 100. Guía práctica para instructores bíblicos. Vol. 2
 
tema 4 al Ándalus 2023 2024 . Tema 4 (I) Al Andalus
tema 4 al Ándalus 2023 2024 . Tema 4 (I) Al Andalustema 4 al Ándalus 2023 2024 . Tema 4 (I) Al Andalus
tema 4 al Ándalus 2023 2024 . Tema 4 (I) Al Andalus
 
5ta Sesión Ordinaria CTE_febrero 2024_Andrés López Palafox.pptx
5ta Sesión Ordinaria CTE_febrero  2024_Andrés López Palafox.pptx5ta Sesión Ordinaria CTE_febrero  2024_Andrés López Palafox.pptx
5ta Sesión Ordinaria CTE_febrero 2024_Andrés López Palafox.pptx
 
Tema 3.- ASPECTOS ETICOS Y SOCIALES EN LOS SISTEMAS DE INFORMACION.pdf
Tema 3.- ASPECTOS ETICOS Y SOCIALES EN LOS SISTEMAS DE INFORMACION.pdfTema 3.- ASPECTOS ETICOS Y SOCIALES EN LOS SISTEMAS DE INFORMACION.pdf
Tema 3.- ASPECTOS ETICOS Y SOCIALES EN LOS SISTEMAS DE INFORMACION.pdf
 
Planificacion Curricular en la Escuela Ccesa007.pdf
Planificacion Curricular en la Escuela Ccesa007.pdfPlanificacion Curricular en la Escuela Ccesa007.pdf
Planificacion Curricular en la Escuela Ccesa007.pdf
 
Instrumento de evaluación___MuralDigital
Instrumento de evaluación___MuralDigitalInstrumento de evaluación___MuralDigital
Instrumento de evaluación___MuralDigital
 
Proceso de matricula articulacioncimm.pdf
Proceso de matricula articulacioncimm.pdfProceso de matricula articulacioncimm.pdf
Proceso de matricula articulacioncimm.pdf
 
herramientas manuales grado cuarto primaria.pptx
herramientas manuales grado cuarto primaria.pptxherramientas manuales grado cuarto primaria.pptx
herramientas manuales grado cuarto primaria.pptx
 

Ser dominica, ser constructor de comunidad

  • 1. 7 “SER DOMINICA, SER CONSTRUCTORA DE FRATERNIDAD” 1. INTRODUCCIÓN. LECTURA DE LA CARTA QUE ESCRIBIÓ EL APÓSTOL SAN PABLO A LOS CRISTIANOS DE ROMA (Rom 12, 1-3.9-18) Por el cariño que Dios nos tiene os pido, hermanos, que no os dejéis embaucar por este mundo consumista. Sabed valorar las cosas: Lo bueno, como bueno y lo malo como malo. Valorad a los demás tal y como ellos se merecen; y no olvidéis que todos los hombres merecen lo mismo por haber sido hechos a imagen y semejanza de Dios. Que vuestro amor no sea una farsa ni una mentira. Vivid la vida no de cualquier modo, sino con ilusión y coraje. Ayudad con vuestro ejemplo a que otros sean felices. Vivid siempre alegres y llenos de esperanza. Manteneos firmes en los momentos difíciles. Orad al Señor en todo momento y poned a Dios en el centro de vuestra vida. Desvivíos por los pobres y necesitados; no olvidéis que siempre que una persona sufre es Dios quien sufre en él. Alegraos con los que se alegran y llorad con los que lloran. Sed todo para todos. Si algún hombre es enemigo vuestro, perdonadle; porque esto es lo más maravilloso del Evangelio de Jesús. No devolváis a nadie mal por mal. En cuanto os sea posible - y en esto depende en gran parte de vosotros- vivid siempre en paz con todo el mundo. CONVOCADOS HOY
  • 2. 7 2. LA COMUNIDAD, DON Y SIGNO PARA NUESTRO TIEMPO “Toda la fecundidad de la vida Religiosa depende de la calidad de la vida fraterna. Más aún, la renovación actual en la Iglesia y en la vida religiosa se caracteriza por una búsqueda de comunión y fraternidad. Por ello, la vida religiosa será tanto más significativa cuanto más logre construir comunidades fraternas en las que, por encima de todo, se busque y se ame a Dios; en cambio perderá su razón de ser cuando olvide la dimensión de una pequeña “familia de Dios” con quienes han recibido la misma llamada” (Juan Pablo II) Cualquiera que conozca hoy la vida religiosa, sabe que “la comunidad” se va haciendo cada vez más el centro del proyecto de la vida de los religiosos y religiosas, por fidelidad al Evangelio del Amor y a la llamada que nos convoca a vivir juntas, en proyecto de vida, el deseo de ser “la memoria viviente del modo de existir y de actuar de Jesús como Verbo Encarnado”. (La Vida Fraterna en Comunidad. VFC). Es un hecho incuestionable que la vida comunitaria está en un proceso de evolución:  De un talante de vida más rígido se ha pasado a otro más dinámico y flexible, que enfatiza mejor las relaciones interpersonales. Se valora mucho la comunicación cordial, la responsabilidad compartida, el acercamiento personalizado.  De una vida en común se ha pasado a una comunidad de vida, rica de relaciones humanas, donde cobra gran importancia la amistad, el diálogo, la acogida y aceptación mutua, la valoración y el respeto de la propia libertad, la realización plena y gozosa de cada una.  De un estilo de vida que ponía el énfasis en la presencia física se ha pasado a una nueva forma de vida que valora más la compenetración de espíritu. Sin esta interior unión de todas, hasta los actos comunitarios resultan fríos, rutinarios e insoportables. Buscamos la unidad desde un razonable y legítimo pluralismo.  De una vida más bien pasiva y sumisa se ha pasado a una vida más responsable y madura que se expresa en una mayor corresponsabilidad y diálogo. Hay más apertura y trascendencia y menos dependencias psicológicas; más participación y más oración compartida, en diálogo sincero, humilde y leal. ¡UNA NUEVA VIDA COMUNITARIA ESTÁ NACIENDO!!. La Trinidad no sólo es el origen de toda COMÚN-UNIÓN sino también el modelo. Dios es el Padre, el Hijo y el Espíritu Santo en comunión recíproca. “La Trinidad no es una comunión terminada pero sí una comunión que eternamente se hace por la participación de cada persona en la vida de la Santísima Trinidad. Cada una participa a su modo, según sus propiedades. SIN PARTICIPACIÓN NO HAY COMUNIÓN. Comunión no es subordinación. Es un amor que crea igualdad. En la Trinidad no hay manipulación ni dominación. No hay superioridad ni inferioridad”. (VFC). Comunión es la manera de ser de Dios y la manera de realizarnos como hermanas. La comunión trinitaria es la fuente de la comunión fraterna. Nuestro ser de mujeres dominicas se desarrolla en comunidad. Necesitamos construir espacios de calor humano, de encuentro y de acogida, de apoyo estimulante, de serenidad y de fiesta, de un compartir en amistad lo que somos y tenemos. Nuestra primera responsabilidad es hacer fácil a las hermanas el camino de la vida. “Porque vivir la fe cristiana dentro de la Orden dominicana es vivir desde la libertad personal para la liberación de los otros, de las otras, de los más cercanos; es vivir la CONVOCADOS HOY
  • 3. 7 construcción de la fraternidad; es vivir con tensión de alegría y esperanza para que las demás vivan con más paz, más justicia, más humanidad” (J.A. Solórzano OP) Por eso hambreamos comunidades donde nos queramos y nos lo demostremos, que sean como esos espacios verdes en las ciudades donde se respira aire de Dios y de humanidad. Donde se hace realidad el perdón y la reconciliación. Estas comunidades purifican el aire y disipan el egoísmo empequeñecedor y la soledad estéril. Sabemos que crear comunidad pasa por poner en juego un tipo de relaciones personales que posibiliten el crecer juntas humana y espiritualmente y actuar sobre el mundo con un compromiso común compartido. Este es el estilo de Comunidad que Santo Domingo ha querido para sus seguidores: “La caridad y compasión de Domingo se muestra sobre todo en la convivencia cotidiana con los suyos. Es un hombre de trato cálido y afable, con detalles y delicadezas, atento a la necesidad ajena. Nunca renuncia a la verdad, pero sabe decirla en el momento oportuno, para conseguir el mayor fruto con el menor sufrimiento ajeno. Es experto en la corrección” (Testigos Canonización) Construir comunidad dominicana, nos exige integrar nuestra vida con las hermanas, que no nos hemos buscado nosotras mismas sino el Señor, que nos ha querido compañeras en el mismo camino. Anhelamos vivamente comunidades que tengan mucho de hogar, donde manifestemos el calor del afecto, en una verdadera compenetración de espíritu, y busquemos animarnos y apoyarnos para vivirlo con radicalidad y con gozo. En el que vayamos tallando nuestra figura apostólica de mujeres dominicas, donde elaboramos juntas nuestros proyectos, en discernimiento y fraternidad, donde los realizamos y evaluamos juntas. Donde se palpa la madurez evangélica porque intentamos hacer fácil el camino a las hermanas. Sin embargo, no es raro que vivamos insatisfechas, que nos quejemos de nuestras comunidades que ni llenan nuestras expectativas ni se convierten en una interpelación estimulante de amor desinteresado y gratuito en un mundo aprovechado y utilitario. No somos honestas vecinas del lugar, sino “amigas en el Señor”. • ¿Por qué hay hermanas que, a pesar de estar juntas, viven solas?. • ¿Sabemos lo que siente, lo que sueña, lo que sufre y lo que goza la hermana que está a mi lado? No basta ser educadas y respetuosas. Hay que ir mas allá. Sin una comunicación normal, fluida y sincera, la comunidad se estanca, se deteriora y muere. No faltan ocasiones en que nos ensimismamos tanto en nuestra misión, que pasamos junto a las compañeras de comunidad como el sacerdote o el levita de la parábola. • ¿Es que mi misión no es misión de todos mis compañeras de comunidad? y la misión de ellas ¿no es misión mía?. Por una parte añoramos una comunidad acogedora con mucho sabor de hogar estimulante y retadora. La necesitamos vitalmente para crecer. Y por otra, nos desalentamos, a veces, frente a experiencias, propias o ajenas, de egoísmo, de indiferencia,… Nuestra falta de humor contamina el clima que respiramos todas, de desconfianza, de prejuicios o de poco tino en nuestra relación. Para hacer fácil a los otros, a las hermanas, el camino al que estamos llamadas juntas hace falta primero hacernos fácil la vida cada una de nosotras. ¿Nos tratamos con ternura, nos amamos?. Sólo hace falta que repases la ternura de Dios en tu vida, la lectura creyente de tantos regalos que Dios nos ha ido dando en nuestra vida y en la vida de los otros cercanos. CONVOCADOS HOY
  • 4. 7 Sólo la ternura, la atención a la fragilidad, a lo que es pequeño como un grano de mostaza (Mt. 13, 31-33) puede liberarnos de ir por la vida como perfectas, sin ilusiones. Donde hay ternura hay calidez, expresión del afecto, hay libertad de palabra y movimiento, hay hueco siempre para lo nuevo o lo no esperado.  Detente unos momentos y orando recuerda, desde el corazón, estos regalos entrañables e inolvidables. “El rostro del otro es a la vez maestro y mendigo”. ¿Dónde está tu hermana?. Esta es la base bíblica de la responsabilidad humana, descubrir que el otro es tu hermano. Es una Palabra que me llama en el rostro del otro a una relación que se llama servicio, amor gratuitito. Así se entiende la responsabilidad como una vocación no sólo porque es algo gratuito que se me ha dado sino también porque responde a mi iniciativa. Y a esto se responde con el “heme aquí” y no con el “yo te doy para que tu me des”. El amor solo se comprende desde la vulnerabilidad, la debilidad que me ayuda a comprender mi responsabilidad activa hacia la otra hermana. El amor es verdadero si hace crecer mi autoestima y la de cada hermana. 3. ¿CÓMO CONSTRUIR NUESTRA COMUNIDAD? “La comunidad dominicana es una escuela de caridad fraterna. La caridad es el núcleo fundamental de la vida de comunión entre los miembros de la comunidad. El vivir los hermanos en comunión es una proclamación viviente del mensaje cristiano” (Domingo de Guzmán, Evangelio viviente. Felicísimo Martínez). Es verdad que el principio vital unificador y aglutinante de los miembros de una comunidad es el Espíritu de Jesús que nos “congrega”. Pero una comunidad de fe no se edifica sin cimientos humanos. Hay que edificar sobre roca, no sobre arena. Se forma una comunidad humana construyendo una red de relaciones interpersonales entre todas. No se construye una comunidad humana si no se acepta a la hermana como es, sin negar los defectos, pero tocándolos desde su profundidad de persona. Construir comunidad dominicana consiste en consentir y valorar lo que la otra es, perdonar las debilidades de las demás como quiero y necesito que me perdonen las mías. Actitudes que debemos expresar en un profundo respeto y aceptación hacia la otra persona, compañera del mismo camino. “Construimos comunión usando palabras que crean comunión, que dan la bienvenida al extraño, que anulan distancias”. Si abundaran, mucho mas, entre nosotros los rasgos de cercanía humana, si revitalizáramos las palabras sencillas ¿No sería nuestra convivencia mas fraterna, más limpia? (Timothy Radclife) Respeto ante el misterio de la otra. Respetar es personalizar, es dejarle a la otra ser ella misma, permitirle pensar, opinar, expresar, elegir, optar y decidir por si misma, en libertad responsable. Personalizo cuando comprendo, acepto, confío y me abro a las demás; cuando acojo y sintonizo efectivamente, cuando dialogo sin imponerme, cuando aprecio sin adulación, cuando doy el primer paso de acercamiento. Sólo un trato personal estimula a ser, a crecer, a perdonar, construir, orar… CONVOCADOS HOY
  • 5. 7 Nada anhela más la persona que el ser aceptado como es, por lo que es: único e irrepetible. Así nos acepta Dios. Somos únicas ante Él. No hay otro como tú. Para Él eres insustituible. Ser aceptada significa que las otras están contentas de que sea quien soy. Significa que me invitan a ser yo misma. Sólo cuando soy amada en este sentido profundo, puedo llegar a ser la persona original que estoy llamada a ser y se me acepta por lo que soy. Pero esta aceptación recíproca supone y exige una donación recíproca en todos los órdenes y por consiguiente, también en el terreno de la amistad, del afecto y de la comunicación. Ahora bien, no siempre estamos dispuestas a ese “morir” que entraña la mutua aceptación para permitir que el otro sea, crezca, se relacione conmigo, no solamente como un antagonista de mi vida –reducido a conflicto de opiniones o tomas de posición- sino como una persona a la que puedo y debo valorar, como alguien importante para mi, a quien pueda asistir, acompañar y amar. Aquí radica la esencia misma de toda vida cristiana y por tanto de la vida dominicana. Recordemos lo que dijo Dios a Sta. Catalina de Siena: “Habría podido hacer a los seres humanos de tal manera que todos lo tuvieran todo, pero preferí dar a cada uno dones diferentes, para que todos tuvieran necesidad de todos” (Diálogos de Sta. Catalina) 4. CONSTRUIR COMUNIDAD EXIGE INTEGRAR NUESTRAS VIDAS “Nuestra comunidad ha de ser un lugar en que nos demos ánimo cuando el corazón de alguno se debilita, perdón cuando alguno falle y veracidad cuando uno corre el riesgo de engañarse. Hemos d creer en la bondad de nuestros hermanos y hermanas incluso cuando ellos han dejado de creer en sí mismos”. (El manantial de la esperanza. Timothy Radcliffe) Esta verdad es fundamental. Y se trata de integrar nuestra existencia con la de las hermanas que yo no he buscado ni elegido, hasta el punto de que una sienta que ya no puede realizarse, si no es con esos otros compañeras, a los que tengo que hacer fácil el camino. La verdad es que la otra no es un compañera inevitable de viaje, ni una competidora desleal. Es exactamente al revés. Yo no he sido llamada a vivir en solitario, sino que he sido convocada con otras al seguimiento de Jesús. ¿Qué significa esto? Que los demás miembros de la comunidad tal y como son, son un DON para mí, y hasta un don necesario, ya que sin ellas yo no podría realizarme. Uno de los mayores obstáculos para amarnos es la diferencia de ideas, de teologías, de mentalidades, de políticas, … que provocan sentimientos encontrados. Las dominicas tenemos que ser obstinadas BUSCADORAS DE LA UNIDAD precisamente a partir de situaciones conflictivas. Tenemos que ser capaces de crear al interior de nuestras comunidades una vida más humana, un ambiente más agradable y un vivir más evangélico. La solución no va a venir, por lo menos a mediano y corto plazo, por la unificación de criterios y lenguajes en todas las hermanas de la comunidad. Cada uno no podrá dejar de ver las cosas como las ve, pero para comulgar con una persona no es necesario comulgar con sus ideas y proyectos. La mayoría de las verdades no son ecuaciones matemáticas con las que todo el mundo tenga que necesariamente coincidir. Da la impresión de que queremos más a las ideas que a las personas. El momento supremo de la Verdad que unifique los ánimos de todas está más allá de nuestro horizonte peregrino. Construimos la comunidad dando, no destruyendo las verdades parciales que somos y tenemos. Con todo lo que estas verdades tienen de limitado. CONVOCADOS HOY
  • 6. 7 El pluralismo dominicano es fuente de tensiones enriquecedoras y creativas, no de divisiones o de destrucción. El pluralismo puede vigorizar la búsqueda de la verdad. 5. NADA SE CONSTRUYE SI NO ES DESDE EL DIALOGO Una comunidad no avanza ni humana ni espiritualmente si la amistad no se alimenta, se expresa y se sacramentaliza con gestos, actitudes y palabras. Una amistad se deteriora y se marchita si no se la riega con una comunicación vital. Si queremos que la comunidad sea el espacio donde verdaderamente compartamos nuestras vidas en sus diferentes dimensiones, es imprescindible el diálogo entre nosotras. En un mundo cada vez más marcado por fundamentalismos de toda índole y por una incapacidad creciente de dialogar y buscar consensos, estamos llamadas a dar testimonio de una actitud dialogante. Saber dialogar es un arte que exige de cada una un aprendizaje continuo. Por ello es importante que nuestras comunidades sean “escuelas de diálogo” donde practiquemos y nos perfeccionemos en el arte de dialogar y contribuyamos así a que la Iglesia sea cada vez más una Iglesia dialogante. El diálogo es un instrumento imprescindible para crear comunidad pues posibilita la comunicación, el conocernos en profundidad. El diálogo nos lleva a salir de nosotras mismas y abrirnos a las demás. Nos permite comunicar nuestros puntos de vista, nuestras inquietudes y escuchar lo que piensan y sienten las otras. El diálogo ayuda a construir puentes entre nosotras y aceptarnos en nuestras diferencias, a vivir y trabajar juntas teniendo, a veces enfoques distintos e interpretaciones diferentes de los mismos valores. AVANZAR JUNTOS… es lograr objetivos comunes, es ponerse de acuerdo en sitios y momentos de encuentro, es coincidir en estilos y en dar importancia a lo que la tiene; es dedicarse momentos para el diálogo, el encuentro, la charla amigable, el acompañamiento fraterno al que lo pasa peor, está despistado o angustiado. De esta manera, sí tiene sentido dar pasos juntos . (¡Sumérgete en lo dominicano! II, 5.3.3) Este diálogo constante, animado por la caridad, exige una comunicación abierta y sincera. Pero ésta no se dará si falta un ambiente de confianza. Y confiarse es fiarse totalmente de la otra, es ser creído digno de fe. El hacernos vulnerables a las demás es solamente posible cuando descubro, cuando siento que los demás apuestan por mí, se fían de mi y me aceptan, creen en mi y me apoyan en mis esfuerzos por mejorar. Nada se construye, y menos una comunidad, si no es desde la sinceridad. A lo mejor la sinceridad es decir que no estoy dispuesta a ser sincera. Esto no para paralizar, sino para avivar nuestro esfuerzo, para seguir trabajando terca y porfiadamente por crear las condiciones en las que no pueda dejar de ser yo misma y expresarme como tal. Cuando la confianza y la sinceridad tocan el corazón, se ha abierto el camino de la comunidad. Nos relacionamos no sólo en el mundo de las ideas, de las que somos expertas, sino en el de los sentimientos, lo que realmente sentimos y vivimos, un silencio, a veces es más elocuente que muchas palabras. El crecimiento comunitario no es decir lo que se me ocurre, ni lo que pienso, ni ser espontáneo y decir lo que me viene a la cabeza. Comunicarme es decirme a mismo, es siempre dialogar y prestar atención a las otras personas, al grupo, para saber dónde caen mis palabras y cómo son escuchadas. Para ello necesitamos también sensibilizarnos y aprender. Acertar con el momento justo. Saber escuchar es tan importante como saber comunicarse, dejarse afectar por lo que dice la otra, haciéndome vulnerable a su manera de ser y de ver. Escuchar hasta el final, para encontrar las dos una nueva manera de acercamiento a la verdad. Y saber aceptar la reacción de los demás, positiva o negativa. CONVOCADOS HOY
  • 7. 7 6. APRENDEMOS A HABLAR JUNTAS DE NUESTRA EXPERIENCIA DE DIOS Un elemento clave para fortalecer la vida de comunidad dominicana es la oración comunitaria. La oración compartida no es una mezcla despersonalizante de voces, sino la armonía que forman personas de oración. La sonoridad que da cada una condiciona la cualidad de la melodía de la Comunidad. No es oración comunitaria tampoco la unión material de personas que rezan en un mismo lugar, sino de personas que “por tener un solo corazón y una sola alma” dan gracias al Padre con una misma voz. Para ello es fundamental que aprendamos a hablar de nuestra experiencia de Dios y que no consideremos nuestra oración un secreto que guardamos para nosotras mismas. Una oración comunitaria que nos inspire y que fortalezca nuestra fe y enriquezca nuestra esperanza exige tiempo para prepararla y para saborearla. Una buena preparación de la liturgia es un buen servicio fraterno. Compartimos la misma vocación de ser compañeras de Jesús y de seguirle es esa comunidad. Los tiempos de oración comunitaria nos pueden ayudar a crecer en el amor mutuo, valorando los talentos de los hermanas, aceptándonos con nuestras limitaciones y perdonándonos nuestras faltas. “Entender lo que es el otro, distinto de nosotros mismos, expande nuestro propio ser. La contemplación es estar presente desnuda y humildemente ante otro” (Sto. Tomás de Aquino. De Veritate art. I -431b 21) En la oración en común, la comunidad percibe, en forma siempre lúcida y más ardiente, la vocación común: el amor de Dios que nos hizo hermanas y que a través de una historia común nos ha ido mostrando sus caminos. Y así la comunidad se dirige al Dios de su propia historia. En la oración en común, además, la comunidad se compromete en la misión que le ha sido confiada. Se ha notado con mucha sabiduría que la renovación de la vida religiosa brotará, en gran parte de la renovación de la misión. Igualmente hay que decir que la vitalidad de la oración personal y comunitaria dependerá grandemente de nuestra misión apostólica que exija a fondo nuestro testimonio del Dios vivo y nuestra búsqueda de su encuentro en la oración. La comunidad es una realidad en construcción: la comunión de corazones, la vocación, la misión son dones de Dios y al mismo tiempo, son una meta continua que debe ir conquistándose. Esta búsqueda de la comunidad debe reflejarse en una oración viva que no se deja aprisionar en formulas estereotipadas. Si bien es cierto que deben existir expresiones comunes tradicionales que manifiesten la unidad de todos los que viven un mismo carisma, también es cierto que la vida siempre nueva de una comunidad debe traducirse en una verdadera creación litúrgica que sepa interpretar los acontecimientos. Contemplación, misión, comunidad, liturgia, estudio, … todo ello en armonía expresa el equilibrio dominicano que estamos llamadas a vivir. 7. LA COMUNIDAD ES PROFECÍA AL SERVICIO DEL REINO En una sociedad a la que precisamente la injusticia desune y divide y que se nos está convirtiendo en una especie de jaula, cada vez más pequeña, ¿nos ponemos al servicio incondicional de los otros, de los más cercanos, de los hermanas-compañeras de camino, compartiendo en comunidad y amistad todo lo que somos y tenemos? Frente a un mundo desgarrado y agresivo, al que se le han muerto las ilusiones de fraternidad real y es incapaz de soñar utopías, nosotras como dominicas queremos ser mujeres de paz, creadores de comunión, despertadoras de esperanza. La comunidad es levadura que fermenta, que cambia la masa. Demuestra que el mundo es cambiable y como lo es. Si muchos viven como hermanas, aun siendo tan distintas, es que la fraternidad es posible porque es posible el amor. Creen algunos que la inversión más rentable es el espíritu de competencia y rivalidad. Hay que mostrar lo contrario; que la rivalidad destruye y la comunión edifica; que la competencia es CONVOCADOS HOY
  • 8. 7 demoledora y que la amistad es la única fuerza capaz de reconstruir por dentro y ensanchar el corazón de la persona. Una vida comunitaria dominicana vivida en radicalidad es una crítica a una sociedad agresiva, individualista y ambiciosa que margina a las grandes masas de los desposeídos y una invitación a la justicia y a la reconciliación. o ¿Somos las dominicas por nuestras actitudes, nuestros gestos, nuestros hechos y palabras, levadura de comunión, de cercanía y de solidaridad en medio de un mundo dividido, lejano, indiferente?. o ¿Se va convirtiendo nuestra comunidad en un signo provocador de esperanza ya que está llamada a ser “espacio verde” en nuestros entornos donde se respire algo de Dios y de humanidad auténtica? o ¿Somos expertas en comunión? o ¿No hay aquí un aporte profético que las dominicas estamos llamados a testimoniar? “La audacia de Sto. Domingo es la de quien se apoya en los valores esenciales y permanentes del pasado para mirar de frente e ir adelante”. (La audacia del futuro. Fr. Vicente de Couesnongle) En este camino queremos ser memoria viva de "quien pasó haciendo el bien...". Y sabemos que no es fácil. Por eso es necesario acercarnos a Él, nuestro modelo de caminante, y preguntarle en este día de retiro: ¿Cómo caminar por los caminos de nuestra historia, cómo hacer fácil el camino al hermano, en definitiva, como tener las mismas actitudes y sentimientos de Cristo Jesús... (Filp 2,6-11). Seguramente a lo largo de esta reflexión se te han planteado algunos interrogantes, que están en el texto o no. Dedícales un espacio y sencillamente comunica a las hermanas tu reflexión y todo lo vivido durante este día. CONVOCADOS HOY