SlideShare una empresa de Scribd logo
1 de 7
TEMA 5
Lola Fernández de la Fuente Bursón
1
TEMA 5: PSICOPATOLOGÍA DEL
PENSAMIENTO
CONTENIDO
1. Características generales del pensamiento.
2. Clasificación de los trastornos del pensamiento.
3. Trastornos del curso del pensamiento.
4. Trastornos de los conceptos del pensamiento.
5. Trastornos del juicio:
Delirio.
Ideas obsesivas.
Ideas sobrevaloradas.
6. Trastornos de la propiedad del pensamiento.
*Es un tema importante y bastante complicado de entender y recordar adecuadamente sin confundir los
conceptos, por eso su realización me ha llevado más tiempo del usual. He expresado las cosas lo mejor que
he podido señalando subrayando o en negrita lo característico o diferencial. Aun así hay cosas que yo
tampoco comprendo y los ejemplos de algunos trastornos son prácticamente imposibles de reflejar sin vivirlos
en la práctica clínica.
1. CARACTERÍSTICAS GENERALES DEL PENSAMIENTO
En el análisis psiquiátrico del pensamiento tenemos que valorar tres factores:
1. El curso o aspecto formal del relato, o lo que es lo
mismo, la manera en la que habla el paciente. Si lo
hace rápido lento, si se interrumpe o se pierde en la
expresión de sus ideas…
2. El contenido, es decir, el significado real de lo que
dice. Las representaciones y conceptos que utiliza y los
juicios que emite. “Esto es bueno”, “hace calor”…
3. La individualidad. Se trata de una cualidad básica del
pensamiento. Todos tenemos conciencia de que
nuestro pensamiento es únicamente nuestro. Todos
somos capaces de razonar y aceptar que el resto de
personas posee su propio pensamiento. Si esto no se
TEMA 5
Lola Fernández de la Fuente Bursón
2
cumple en nuestro paciente, diremos que posee una patología de la propiedad del pensamiento.
Sin embargo, para un diagnóstico válido de las alteraciones del pensamiento tenemos que prestar mucha
atención en todos estos aspectos. No podemos centrarnos únicamente en el contenido ni tampoco dar
por correcto todo lo que nos dice el paciente, dejando escapar trastornos del contenido.
2. CLASIFICACIÓN DE LOS TRASTORNOS DEL PENSAMIENTO
CLASIFICACIÓN DE LOS TRASTORNOS DEL PENSAMIENTO
TRASTORNOS DEL CURSO
Pensamiento inhibido
Pensamiento lentificado
Pensamiento divagatorio
Pensamiento prolijo
Pensamiento perseverante
Pensamiento ideofugaz
Pensamiento disgregado
Pensamiento incoherente
TRASTORNOS DE LOS CONCEPTOS
Alogias
Paralogias
Neologias
TRASTORNOS DEL JUICIO
Idea delirante
Idea obsesiva
Idea sobrevalorada
TRASTORNOS DE LA PROPIEDAD
Automatización
Intervención – bloqueo, divulgación, eco e imposición
3. TRASTORNOS DEL CURSO DEL PENSAMIENTO
*Las alteraciones más importantes son los pensamientos ideofugaz, disgregado e incoherente.
Los trastornos del curso del pensamiento, también llamados trastornos de la forma del pensamiento, se
caracterizan por la alteración de la línea directriz del razonamiento, dando lugar a una dificultad en la
expresión de las ideas del sujeto, ya sea por defecto o por exceso de juicios o como resultado de una
incorrecta asociación de dichos juicios. Son los primeros que debemos buscar en la entrevista con el
paciente.
Si es el ritmo, número de palabras por minuto, lo que se encuentra modificado hablaremos de los
siguientes tipos de pensamiento:
Cuando se produce una escasez en las asociaciones entre las ideas, tiene lugar un
enlentecimiento del ritmo de emisión de juicios. Aquí encontraremos, el pensamiento inhibido y
el pensamiento lentificado. Entre cada palabra transcurre un tiempo prolongado, lo cual es
TEMA 5
Lola Fernández de la Fuente Bursón
3
detectado por el paciente quien nos transmite la sensación de que tardan en venirle las
palabras a la cabeza y le cuesta decirlas. Sucede típicamente en la depresión, que
anteriormente se definía con la tríada tristeza, inhibición psicomotriz e inhibición del pensamiento.
El pensamiento lentificado se da frente a otros cuadros como el cansancio físico-psicológico
además de en la depresión. También existe un ritmo retardado en el pensamiento perseverante,
que veremos más adelante.
Cuando la alteración tome nota de la exuberancia en el ritmo de flujo asociativo, resultando en
una emisión de juicios realmente veloz, distinguiremos:
o El pensamiento divagatorio consiste en la riqueza de asociaciones ideativas que se
separan ligeramente de la línea directriz del pensamiento. La persona habla mucho
sin aportar nada nuevo, lo cual es aprovechado frecuentemente por ciertos roles
sociales como los políticos. Aparece en múltiples patologías, un ejemplo son los
esquizofrénicos que tratan de evitar así entrar en sus delirios.
o El pensamiento ideofugaz o fugitivo se trata de un grado superior de este trastorno en el
que se pierde la línea directriz del razonamiento pese a que las asociaciones entre
las ideas sean correctas. Se pierde la idea general que se intenta transmitir debido a
un salto entre diferentes ideas relacionadas entre sí por palabras o temática similares.
Permite comprender la arborización que el sujeto realiza con sus juicios pese a la rápida
fuga de ideas. Este tipo de pensamiento es casi patognomónico de la fase maníaca de
los trastornos bipolares.
o El pensamiento incoherente sucede cuando además de perderse el hilo de la línea
directriz fallan las asociaciones inmediatas entre los juicios por la rapidez con que
se producen. El curso de pensamiento carece de sentido gramatical lógico e incluso
provoca la risa de quienes lo escuchan. Tiene lugar en situaciones en las que la
conciencia se encuentra alterada y revierte cuando ésta se repara. No aparece en la
esquizofrenia. Es difícil e importante diferenciarlo del pensamiento disgregado.
Si la alteración del curso del pensamiento radica en el tono o
vigor para la selección y delimitación de los juicios encontraremos,
entre otros, el pensamiento disgregado. Éste se caracteriza por un
grado de hipotonía máximo que resulta en un razonamiento
ilógico e irrelevante acompañado de paralogias y
neologismos. El sujeto intercala palabras al azar sin ningún tipo
de asociación, perdiéndose la construcción gramatical lógica y, por
tanto, impidiéndonos el entendimiento de la idea que pretende
comunicar. Este trastorno es típico de la esquizofrenia, reflejando
lo que sucede en el interior de la mente del paciente quien asegura
tener unas ideas muy desordenadas que no consigue organizar.
*En un primer grado da lugar al pensamiento flojo, en el que los
juicios quedan mal hilvanados pero pueden ser comunicados.
TEMA 5
Lola Fernández de la Fuente Bursón
4
Cuando esto no se consigue por ser mayor el grado de hipotonía, sucede el pensamiento deshilachado. Si
ésta es de tal grado que se detiene el curso del pensar, da lugar al pensamiento interceptado.
Si la alteración aparece en la fluidez o ligereza para delimitar un tema de otro, encontraremos el
pensamiento prolijo. Én este trastorno el sujeto se adhiere a los detalles marginales o enmarcantes de la
línea directriz, desembocando en una incapacidad para definir sus ideas y concluir los temas de los
que habla. Un ejemplo es la dificultad que tienen estos pacientes para despedirse o dejar de hablar de un
mismo tema. Sucede en cuadros orgánicos cerebrales. Existe un trastorno fácil de confundir con éste: el
pensamiento perseverante, en el que el sujeto razona constantemente las mismas ideas debido a que le
vuelven a la mente de forma repetitiva. También es consecuencia de patologías orgánicas. Se diferencia
del anterior en que su base psicopatológica es el intento de suplir una escasez en el ritmo de los juicios y no
un déficit en la fluidez del pensamiento. Aquí el paciente repite lo mismo una y otra vez, y allá se centra en los
detalles más triviales sin dar por terminado el tema en cuestión.
4. TRASTORNOS DE LOS CONCEPTOS DEL PENSAMIENTO
Los trastornos de los conceptos del pensamiento consisten en errores en la selección de los conceptos
por parte del paciente a la hora de expresar sus ideas. Generalmente no tienen importancia clínica.
Alogia: se produce en los sujetos incapaces de usar conceptos (deficientes mentales o
dementes). No son capaces de decir “te espero para almorzar”, por lo que dicen en su lugar “te
espero la hora en la que nos sentamos y comemos”. El resultado es un discurso progresivamente
empobrecido. Poseen una causa orgánica.
Paralogia: sucede cuando el paciente utiliza los conceptos de forma inadecuada, en la que no
se corresponde la connotación con la denotación, aplicándose un concepto abstracto a un objeto
actual.
Neologia: consiste en la hibridación de conceptos o invención de conceptos nuevos para dar
nombre a vivencias sórdidas. Esto es típico de los esquizofrénicos, que tienen ese nuevo
concepto tan arraigado que se extrañan de que los demás lo desconozcan.
5. TRASTORNOS DEL JUICIO
Los trastornos del juicio suceden cuando se altera la estructura psicológica del mismo, dando
consecuencias absurdas en el contenido del pensamiento.
5.1 DELIRIO
En el delirio o síndrome delusivo del pensamiento, la alteración recae bajo el signo de la «certeza
errónea». Aparecen, pues, ideas o juicios absurdos, creídos como ciertos e incorregibles por la razón. Las
ideas delusivas se clasifican en delirantes (primarias) y deliroides (secundarias).
Las ideas delirantes son alteraciones del juicio propiamente dichas, es decir, que no se deben a
ningún otro fenómeno de alteración psicológica.
TEMA 5
Lola Fernández de la Fuente Bursón
5
Es importante diferenciar creencia de evidencia. Lo evidente es algo cierto e innegable, algo que no
necesita explicación debido a su obviedad general; por ejemplo, ver el sol y decir que es de día. Se aplica el
término creencia cuando los sujetos tienen como evidente algo que no muestra certeza para todos;
por ejemplo, poseer una fe cristiana. En este sentido, no debemos asociar el concepto creer con pensar u
opinar, ya que aquí la idea se admite como cierta.
Como ya hemos mencionado, la idea delirante sucede cuando el paciente pierde el juicio de la realidad
y obtiene una creencia errónea, es decir, que únicamente él la posee. Nadie la comparte debido a que el
contenido de su idea es imposible e irreal, no basado en la evidencia (aunque si las ideas del sujeto tienen
bastante posibilidad de ser ciertas tendremos que plantearnos si realmente es un delirio o no; por ejemplo si
afirman que su pareja le está siendo infiel). Pese a su surrealismo para el sujeto se trata de un juicio
totalmente certero, por lo que es ininfluenciable e incorregible. En múltiples ocasiones este pensamiento se
convierte en el eje principal de su vida. Estas ideas, que no pueden deducirse ni comprenderse, pueden
reflejarse en tres diferentes tipos de vivencias:
Percepción delirante: consiste en la atribución de un significado anormal a una percepción
real, sin que se dé un motivo comprensible lógico o afectivo. La significación de la percepción
es extraña, numinosa o impuesta; y un carácter de "aviso", "señal" o "mensaje", a modo de
revelación pasiva. Tienen un sentido autoreferencial, directo hacia el sujeto, No debemos
confundirlo con una alucinación, ya que existe en la percepción delirante sí existe un objeto real.
Representación delirante: cuando los recuerdos toman un significado distinto al real aún
rememorándolos correctamente.
Ocurrencia o cognición delirante: aparición espontánea del juicio delirante, viviéndolo como
evidente y sin vinculación de motivo, no a partir de ningún proceso percibido. “Iba por la calle y
me di cuenta de que mi mujer me engaña”.
*Las ideas delirantes atraviesan varias etapas en su aparición: 1°) temple delirante (anastrofe de Conrad)
o vivencia de cambio ambiental o del yo, sin enjuiciar el motivo; 2°) concreción delirante (apofanía de Conrad)
o juicio que hace el enfermo para explicar su vivencia patológica; y 3°) sistematización delirante (apocalipsis
de Conrad) o generalización del juicio delirante, organizándose éste como sistema existencial del enfermo.
*Las ideas delirantes se pueden clasificar en personales y objetivas, según el enfermo se las aplica
individualmente o tienda a hacer adeptos. En el primer caso, las ideas delirantes «personales» pueden ser:
1°) subjetivas, cuando el contenido del juicio es el propio sujeto, bien sea el propio cuerpo (ideas
hipocondríacas, ideas nihilistas) o el yo (ideas autoexpansivas y megalomaníacas, ideas de fracaso,
desvalimiento' o ruina; 2°) de relación, cuando recaen sobre el contacto interpersonal (ideas de amenaza, de
persecución, de perjuicio, querulantes, eróticas y de influencia); 3°) de significación, cuando el juicio recae
sobre interpretaciones delirantes (ideas de autorreferencia, de alusión y de transformación autopsíquica). En
el caso de las ideas delirantes «objetivas», los juicios patológicos emitidos se creen válidos para la
colectividad; de ahí su propensión a hacer partidarios.
Por su parte, las ideas deliroides son secundarias a otro trastorno psíquico, normalmente de tipo
maníaco y depresivo. *Podemos distinguir dos tipos de ideas deliroides: perceptivas y afectivas. Las
perceptivas surgen como consecuencia de alucinaciones y su incorregibilidad procede de la corporeidad de
las mismas. Las afectivas son resultado de reacciones emotivas patológica como ideas sobrevaloradas
(consecuencia del apasionamiento), y las ideas autorreferentes (consecuencia del sentimiento de
TEMA 5
Lola Fernández de la Fuente Bursón
6
inferioridad); aunque también pueden deberse a un humor básico tipo angustiado o miedoso, del que nacen
las fobias deliroides.
5.2 IDEAS OBSESIVAS
Las ideas obsesivas son juicios que emanan del
propio yo y que poseen un carácter compulsivo. En
el síndrome obsesivo del pensamiento la alteración
recae bajo la llamada duda patológica, que es la
imposibilidad de extraer una conclusión unitaria ante
dos contenidos subjetivos opuestos. Existe una
autonomía en los contenidos de la conciencia que
permite el reconocimiento de los juicios
compulsivos como absurdos aunque éstos son
altamente repetitivos y rebeldes a la voluntad de
extraerlos de la conciencia lo cual provoca intensa
angustia en el paciente. *Estas ideas pueden ser interrogaciones inconclusas, reflexiones repetitivas sobre
cuestiones nimias o sin solución, complejos sobre la validez, escrúpulos éticos insuperables y fobias
excesivas, teniendo al mismo tiempo evidencia de la absurdidad de las mismas. La misma conciencia de que
los juicios obsesivos son ilógicos provocan en el paciente un gran sentimiento de frustración y una lucha
interna agotadora.
La diferencia esencial entre las ideas delirantes y las obsesivas es precisamente dicha conciencia de
absurdidad, que no existe en las primeras ya que el paciente no pone jamás en duda la validez de un delirio
que juzga como real. Por otro lado, las ideas compulsivas surgen del yo interno y no vienen impuestas por
supuestos agentes externos como voces en la cabeza o personas que critican nuestros actos.
Ejemplos de ideas obsesivas son la necesidad imperiosa de tener todo en un orden extremo, la limpieza
exagerada tanto del propio cuerpo como de las habitaciones, etcétera.
5.3 IDEAS SOBREVALORADAS
La idea sobrevalorada es una creencia (no
evidencia) firmemente mantenida en el pensamiento
del sujeto, aunque esa firmeza no llega a la intensidad
de la de la idea delirante. Los juicios sobrevalorados son
egosintónicos, es decir, que los pacientes se sientes
cómodos con ellos. Estos pensamientos son
comprensibles en el contexto de la personalidad y la
TEMA 5
Lola Fernández de la Fuente Bursón
7
biografía del paciente, aunque poseen un contenido considerado anormal por la mayor parte de la
población general.
Por otro lado, las ideas sobrevaloradas tienen una gran impregnación del componente emocional, por
lo que condicionan el estilo de vida del sujeto, conduciéndole a la adopción de comportamientos
reiterados en relación con su contenido. Todos los fanatismos se consideran formas de ideas
sobrevaloradas, especialmente los de carácter político y religioso, así como los celos desproporcionados y
la hipocondría.
6. TRASTORNOS DE LA PROPIEDAD DEL PENSAMIENTO
Como ya hemos mencionado al principio del tema, todos somos conscientes de que nuestro pensamiento
es único, individual y propio. En este tipo de trastorno se altera esta vivencia de intimidad o propiedad del
pensamiento.
Los pacientes con estas alteraciones pueden sentir tanto una automatización (incoercible flujo de ideas
con conciencia de ser el sujeto quien piensa, pero en contra de su voluntad) de su pensamiento como una
intervención (creencia de que otro sujeto manipula su pensamiento) del mismo. Esta intervención puede
ocurrir por varios motivos:
Bloqueo o robo: el enfermo siente que sus pensamientos le son sustraídos desde fuera.
Divulgación: creencia de que sus pensamientos son adivinados por los demás mediante
telepatía.
Eco: alucinaciones acústicas en las que el sujeto “escucha” su propio pensamiento.
Imposición: extrañeza del propio pensamiento, el enfermo refiere que surgen en él
pensamientos que no son suyos sino de otra persona.

Más contenido relacionado

La actualidad más candente

1. examen mental
1. examen mental1. examen mental
1. examen mental
CFUK 22
 
Trastornos del lenguaje inf
Trastornos del lenguaje infTrastornos del lenguaje inf
Trastornos del lenguaje inf
kareliskarina
 
Psicopatologia de las funciones mentales psicopatologia teoria
Psicopatologia de las funciones mentales psicopatologia teoriaPsicopatologia de las funciones mentales psicopatologia teoria
Psicopatologia de las funciones mentales psicopatologia teoria
Genesis Aguirre
 

La actualidad más candente (20)

Psicopatología de la conciencia
Psicopatología de la concienciaPsicopatología de la conciencia
Psicopatología de la conciencia
 
1. examen mental
1. examen mental1. examen mental
1. examen mental
 
Exposición 10 Alteraciones cuantitativas y cualitativas
Exposición 10   Alteraciones cuantitativas y cualitativasExposición 10   Alteraciones cuantitativas y cualitativas
Exposición 10 Alteraciones cuantitativas y cualitativas
 
Alteraciones del-curso-y-forma-del-pensamiento
Alteraciones del-curso-y-forma-del-pensamientoAlteraciones del-curso-y-forma-del-pensamiento
Alteraciones del-curso-y-forma-del-pensamiento
 
Examen mental
Examen mentalExamen mental
Examen mental
 
Psicopatología del lenguaje
Psicopatología del lenguajePsicopatología del lenguaje
Psicopatología del lenguaje
 
PSICOPATOLOGÍA DE LA ATENCIÓN
PSICOPATOLOGÍA DE LA ATENCIÓNPSICOPATOLOGÍA DE LA ATENCIÓN
PSICOPATOLOGÍA DE LA ATENCIÓN
 
Psicopatología de la atención y la orientación
Psicopatología de la atención y la orientaciónPsicopatología de la atención y la orientación
Psicopatología de la atención y la orientación
 
Psicopatologia de la percepción
Psicopatologia de la percepciónPsicopatologia de la percepción
Psicopatologia de la percepción
 
Trastornos del lenguaje inf
Trastornos del lenguaje infTrastornos del lenguaje inf
Trastornos del lenguaje inf
 
Examen mental
Examen mentalExamen mental
Examen mental
 
Psicopatología de la percepción. Psiquiatría. LolaFFB
Psicopatología de la percepción. Psiquiatría. LolaFFBPsicopatología de la percepción. Psiquiatría. LolaFFB
Psicopatología de la percepción. Psiquiatría. LolaFFB
 
Examen mental
Examen mentalExamen mental
Examen mental
 
Trastorno esquizofreniforme
Trastorno esquizofreniformeTrastorno esquizofreniforme
Trastorno esquizofreniforme
 
Trastorno de Ansiedad Generalizada: DSM-5
Trastorno de Ansiedad Generalizada: DSM-5Trastorno de Ansiedad Generalizada: DSM-5
Trastorno de Ansiedad Generalizada: DSM-5
 
Trastorno depresivo mayor
Trastorno depresivo mayorTrastorno depresivo mayor
Trastorno depresivo mayor
 
Psicopatologia de las funciones mentales psicopatologia teoria
Psicopatologia de las funciones mentales psicopatologia teoriaPsicopatologia de las funciones mentales psicopatologia teoria
Psicopatologia de las funciones mentales psicopatologia teoria
 
Trastornos del pensamiento
Trastornos del pensamientoTrastornos del pensamiento
Trastornos del pensamiento
 
EXAMEN MENTAL
EXAMEN MENTALEXAMEN MENTAL
EXAMEN MENTAL
 
Examen Mental
Examen Mental Examen Mental
Examen Mental
 

Similar a Psicopatología del pensamiento. Psiquiatría. LolaFFB

Sensopercepción, pensamiento, afecto y conducta motora
Sensopercepción, pensamiento, afecto y conducta motoraSensopercepción, pensamiento, afecto y conducta motora
Sensopercepción, pensamiento, afecto y conducta motora
Bobtk6
 
Alteraciones de la sensopercepción y del pensamiento. alteraciones del afecto...
Alteraciones de la sensopercepción y del pensamiento. alteraciones del afecto...Alteraciones de la sensopercepción y del pensamiento. alteraciones del afecto...
Alteraciones de la sensopercepción y del pensamiento. alteraciones del afecto...
Bobtk6
 
341030275 examen-mental-kaplan (1)
341030275 examen-mental-kaplan (1)341030275 examen-mental-kaplan (1)
341030275 examen-mental-kaplan (1)
MalisuoCha1
 

Similar a Psicopatología del pensamiento. Psiquiatría. LolaFFB (20)

_Trast_PENSAMIENTO_y_LENGUAJE.pdf
_Trast_PENSAMIENTO_y_LENGUAJE.pdf_Trast_PENSAMIENTO_y_LENGUAJE.pdf
_Trast_PENSAMIENTO_y_LENGUAJE.pdf
 
trabajo para presentar
trabajo para presentartrabajo para presentar
trabajo para presentar
 
Sensopercepción, pensamiento, afecto y conducta motora
Sensopercepción, pensamiento, afecto y conducta motoraSensopercepción, pensamiento, afecto y conducta motora
Sensopercepción, pensamiento, afecto y conducta motora
 
Psiquiatria
PsiquiatriaPsiquiatria
Psiquiatria
 
Esquizofrenia
EsquizofreniaEsquizofrenia
Esquizofrenia
 
Trastornos funciones mentales
Trastornos funciones mentalesTrastornos funciones mentales
Trastornos funciones mentales
 
Pensamiento
PensamientoPensamiento
Pensamiento
 
Semiologia, lenguaje y pensamiento
Semiologia, lenguaje y pensamientoSemiologia, lenguaje y pensamiento
Semiologia, lenguaje y pensamiento
 
Alteraciones de la sensopercepción y del pensamiento. alteraciones del afecto...
Alteraciones de la sensopercepción y del pensamiento. alteraciones del afecto...Alteraciones de la sensopercepción y del pensamiento. alteraciones del afecto...
Alteraciones de la sensopercepción y del pensamiento. alteraciones del afecto...
 
Esquizofrenia
Esquizofrenia Esquizofrenia
Esquizofrenia
 
Esquizofrenia
EsquizofreniaEsquizofrenia
Esquizofrenia
 
Trastornos del espectro de la esquizofrenia y otros trastornos psicóticos
Trastornos del espectro de la esquizofrenia y otros trastornos psicóticosTrastornos del espectro de la esquizofrenia y otros trastornos psicóticos
Trastornos del espectro de la esquizofrenia y otros trastornos psicóticos
 
Psicosis y Esquizofrenia
Psicosis y EsquizofreniaPsicosis y Esquizofrenia
Psicosis y Esquizofrenia
 
Manía y ciclos maniaco-depresivos
Manía y ciclos maniaco-depresivosManía y ciclos maniaco-depresivos
Manía y ciclos maniaco-depresivos
 
Bonilla(2013) funciones cerebrales y psicopatología c5
Bonilla(2013) funciones cerebrales y psicopatología  c5Bonilla(2013) funciones cerebrales y psicopatología  c5
Bonilla(2013) funciones cerebrales y psicopatología c5
 
341030275 examen-mental-kaplan (1)
341030275 examen-mental-kaplan (1)341030275 examen-mental-kaplan (1)
341030275 examen-mental-kaplan (1)
 
SESION 3.pptx
SESION 3.pptxSESION 3.pptx
SESION 3.pptx
 
PSICOPATOLOGIA DEL PENSAMIENTO I (1).pdf
PSICOPATOLOGIA DEL PENSAMIENTO I (1).pdfPSICOPATOLOGIA DEL PENSAMIENTO I (1).pdf
PSICOPATOLOGIA DEL PENSAMIENTO I (1).pdf
 
Trastornos del pensamiento en 2003
Trastornos  del pensamiento en 2003Trastornos  del pensamiento en 2003
Trastornos del pensamiento en 2003
 
Esquizofrenia
EsquizofreniaEsquizofrenia
Esquizofrenia
 

Más de Lola FFB

Más de Lola FFB (20)

PPT TFG "Comorbilidad en la psoriasis y su relación con la terapia biológica"...
PPT TFG "Comorbilidad en la psoriasis y su relación con la terapia biológica"...PPT TFG "Comorbilidad en la psoriasis y su relación con la terapia biológica"...
PPT TFG "Comorbilidad en la psoriasis y su relación con la terapia biológica"...
 
Tema 15. UROANDROLOGÍA (I). DISFUNCIÓN ERÉCTIL. Patología quirúrgica. Lola FFB
Tema 15. UROANDROLOGÍA (I). DISFUNCIÓN ERÉCTIL. Patología quirúrgica. Lola FFBTema 15. UROANDROLOGÍA (I). DISFUNCIÓN ERÉCTIL. Patología quirúrgica. Lola FFB
Tema 15. UROANDROLOGÍA (I). DISFUNCIÓN ERÉCTIL. Patología quirúrgica. Lola FFB
 
Temas 10-11. PATOLOGÍA INTRAESCROTAL. Patología quirúrgica. Lola FFB
Temas 10-11. PATOLOGÍA INTRAESCROTAL. Patología quirúrgica. Lola FFBTemas 10-11. PATOLOGÍA INTRAESCROTAL. Patología quirúrgica. Lola FFB
Temas 10-11. PATOLOGÍA INTRAESCROTAL. Patología quirúrgica. Lola FFB
 
DIÁTESIS HEMORRÁGICAS. Pediatría. LolaFFB
DIÁTESIS HEMORRÁGICAS. Pediatría. LolaFFBDIÁTESIS HEMORRÁGICAS. Pediatría. LolaFFB
DIÁTESIS HEMORRÁGICAS. Pediatría. LolaFFB
 
TOS FERINA. Pediatría. LolaFFB
TOS FERINA. Pediatría. LolaFFBTOS FERINA. Pediatría. LolaFFB
TOS FERINA. Pediatría. LolaFFB
 
MALABSORCIÓN DE LOS HIDRATOS DE CARBONO. Pediatría. LolaFFB
MALABSORCIÓN DE LOS HIDRATOS DE CARBONO. Pediatría. LolaFFBMALABSORCIÓN DE LOS HIDRATOS DE CARBONO. Pediatría. LolaFFB
MALABSORCIÓN DE LOS HIDRATOS DE CARBONO. Pediatría. LolaFFB
 
FIBROSIS QUÍSTICA. Pediatría. LolaFFB
FIBROSIS QUÍSTICA. Pediatría. LolaFFBFIBROSIS QUÍSTICA. Pediatría. LolaFFB
FIBROSIS QUÍSTICA. Pediatría. LolaFFB
 
CARDIOPATÍAS CONGÉNITAS. Pediatría. LolaFFB
CARDIOPATÍAS CONGÉNITAS. Pediatría. LolaFFBCARDIOPATÍAS CONGÉNITAS. Pediatría. LolaFFB
CARDIOPATÍAS CONGÉNITAS. Pediatría. LolaFFB
 
ETAPAS DE LA INVESTIGACIÓN DE UN BROTE. Epidemiología. LolaFFB
ETAPAS DE LA INVESTIGACIÓN DE UN BROTE. Epidemiología. LolaFFBETAPAS DE LA INVESTIGACIÓN DE UN BROTE. Epidemiología. LolaFFB
ETAPAS DE LA INVESTIGACIÓN DE UN BROTE. Epidemiología. LolaFFB
 
VIGILANCIA EPIDEMIOLÓGICA. Epidemiología. LolaFFB
VIGILANCIA EPIDEMIOLÓGICA. Epidemiología. LolaFFBVIGILANCIA EPIDEMIOLÓGICA. Epidemiología. LolaFFB
VIGILANCIA EPIDEMIOLÓGICA. Epidemiología. LolaFFB
 
HISTORIA NATURAL DE LA ENFERMEDAD. NIVELES DE PREVENCIÓN. Epidemiología. LolaFFB
HISTORIA NATURAL DE LA ENFERMEDAD. NIVELES DE PREVENCIÓN. Epidemiología. LolaFFBHISTORIA NATURAL DE LA ENFERMEDAD. NIVELES DE PREVENCIÓN. Epidemiología. LolaFFB
HISTORIA NATURAL DE LA ENFERMEDAD. NIVELES DE PREVENCIÓN. Epidemiología. LolaFFB
 
ESTUDIOS TRANSVERSALES. Epidemiología. LolaFFB
ESTUDIOS TRANSVERSALES. Epidemiología. LolaFFBESTUDIOS TRANSVERSALES. Epidemiología. LolaFFB
ESTUDIOS TRANSVERSALES. Epidemiología. LolaFFB
 
MODELOS CAUSALES EN EPIDEMIOLOGÍA. Epidemiología. LolaFFB
MODELOS CAUSALES EN EPIDEMIOLOGÍA. Epidemiología. LolaFFBMODELOS CAUSALES EN EPIDEMIOLOGÍA. Epidemiología. LolaFFB
MODELOS CAUSALES EN EPIDEMIOLOGÍA. Epidemiología. LolaFFB
 
TÉCNICAS DE ESTANDARIZACIÓN. Epidemiología. LolaFFB
TÉCNICAS DE ESTANDARIZACIÓN. Epidemiología. LolaFFBTÉCNICAS DE ESTANDARIZACIÓN. Epidemiología. LolaFFB
TÉCNICAS DE ESTANDARIZACIÓN. Epidemiología. LolaFFB
 
PRUEBAS DE HIPÓTESIS. Bioestadística. LolaFFB
PRUEBAS DE HIPÓTESIS. Bioestadística. LolaFFBPRUEBAS DE HIPÓTESIS. Bioestadística. LolaFFB
PRUEBAS DE HIPÓTESIS. Bioestadística. LolaFFB
 
MEDICIÓN DE LOS PROBLEMAS DE SALUD. TM Y MP. Epidemiología. LolaFFB
MEDICIÓN DE LOS PROBLEMAS DE SALUD. TM Y MP. Epidemiología. LolaFFBMEDICIÓN DE LOS PROBLEMAS DE SALUD. TM Y MP. Epidemiología. LolaFFB
MEDICIÓN DE LOS PROBLEMAS DE SALUD. TM Y MP. Epidemiología. LolaFFB
 
VARIABLES ALEATORIAS Y DISTRIBUCIONES DE PROBABILIDAD. Bioestadística. LolaFFB
VARIABLES ALEATORIAS Y DISTRIBUCIONES DE PROBABILIDAD. Bioestadística. LolaFFBVARIABLES ALEATORIAS Y DISTRIBUCIONES DE PROBABILIDAD. Bioestadística. LolaFFB
VARIABLES ALEATORIAS Y DISTRIBUCIONES DE PROBABILIDAD. Bioestadística. LolaFFB
 
FUENTES DE DATOS DE MORBILIDAD. Epidemiología. LolaFFB
FUENTES DE DATOS DE MORBILIDAD. Epidemiología. LolaFFBFUENTES DE DATOS DE MORBILIDAD. Epidemiología. LolaFFB
FUENTES DE DATOS DE MORBILIDAD. Epidemiología. LolaFFB
 
USOS DE LA EPIDEMIOLOGÍA Y SALUD PÚBLICA. Epidemiología. LolaFFB
USOS DE LA EPIDEMIOLOGÍA Y SALUD PÚBLICA. Epidemiología. LolaFFBUSOS DE LA EPIDEMIOLOGÍA Y SALUD PÚBLICA. Epidemiología. LolaFFB
USOS DE LA EPIDEMIOLOGÍA Y SALUD PÚBLICA. Epidemiología. LolaFFB
 
DIAGRAMAS DE DISPERSIÓN, CORRELACIÓN Y REGRESIÓN. Bioestadística. LolaFFB
DIAGRAMAS DE DISPERSIÓN, CORRELACIÓN Y REGRESIÓN. Bioestadística. LolaFFBDIAGRAMAS DE DISPERSIÓN, CORRELACIÓN Y REGRESIÓN. Bioestadística. LolaFFB
DIAGRAMAS DE DISPERSIÓN, CORRELACIÓN Y REGRESIÓN. Bioestadística. LolaFFB
 

Último

SANGRE. FISIO MEDICA.pptxcffffffffffcccccc
SANGRE. FISIO MEDICA.pptxcffffffffffccccccSANGRE. FISIO MEDICA.pptxcffffffffffcccccc
SANGRE. FISIO MEDICA.pptxcffffffffffcccccc
scalderon98
 
Organizadores, inductores, acción hormonal en la formación embrionaria
Organizadores, inductores, acción hormonal en la formación embrionariaOrganizadores, inductores, acción hormonal en la formación embrionaria
Organizadores, inductores, acción hormonal en la formación embrionaria
amairanycouoh
 

Último (20)

clase 19 miologia de cabeza (faciales) 2024.pdf
clase 19 miologia  de cabeza (faciales) 2024.pdfclase 19 miologia  de cabeza (faciales) 2024.pdf
clase 19 miologia de cabeza (faciales) 2024.pdf
 
NUCLEOS DEL HIPOTALAMO, ANATOMIA Y CONEXIONES
NUCLEOS DEL HIPOTALAMO, ANATOMIA Y CONEXIONESNUCLEOS DEL HIPOTALAMO, ANATOMIA Y CONEXIONES
NUCLEOS DEL HIPOTALAMO, ANATOMIA Y CONEXIONES
 
Cuadernillo trabajo y manejo de ansiedad
Cuadernillo trabajo y manejo de ansiedadCuadernillo trabajo y manejo de ansiedad
Cuadernillo trabajo y manejo de ansiedad
 
Gestion de Recursos Humanos en el Sector Salud
Gestion de Recursos Humanos en el Sector SaludGestion de Recursos Humanos en el Sector Salud
Gestion de Recursos Humanos en el Sector Salud
 
INTERVENCIONES PARA LA PROMOCION Y MANTENIMIENTO DE LA SALUD PARA LAS PERSONA...
INTERVENCIONES PARA LA PROMOCION Y MANTENIMIENTO DE LA SALUD PARA LAS PERSONA...INTERVENCIONES PARA LA PROMOCION Y MANTENIMIENTO DE LA SALUD PARA LAS PERSONA...
INTERVENCIONES PARA LA PROMOCION Y MANTENIMIENTO DE LA SALUD PARA LAS PERSONA...
 
Ficha de Apósitos, aplicacion, uso.pptx
Ficha de Apósitos,  aplicacion, uso.pptxFicha de Apósitos,  aplicacion, uso.pptx
Ficha de Apósitos, aplicacion, uso.pptx
 
FLUJOGRAMA PROCESO DE FACTURACIÓN EN SERVICIOS DE SALUD.pdf
FLUJOGRAMA PROCESO DE FACTURACIÓN  EN SERVICIOS DE SALUD.pdfFLUJOGRAMA PROCESO DE FACTURACIÓN  EN SERVICIOS DE SALUD.pdf
FLUJOGRAMA PROCESO DE FACTURACIÓN EN SERVICIOS DE SALUD.pdf
 
Recurrente y terminal.pptxp concepto de enfermeria
Recurrente y terminal.pptxp concepto de enfermeriaRecurrente y terminal.pptxp concepto de enfermeria
Recurrente y terminal.pptxp concepto de enfermeria
 
Resumen Final Oclusión Dental, RELACION CENTRICA, MAXIMA INTERCUSPIDACION
Resumen Final Oclusión Dental, RELACION CENTRICA,  MAXIMA INTERCUSPIDACIONResumen Final Oclusión Dental, RELACION CENTRICA,  MAXIMA INTERCUSPIDACION
Resumen Final Oclusión Dental, RELACION CENTRICA, MAXIMA INTERCUSPIDACION
 
generalidades columna vertebral y anatom
generalidades columna vertebral y anatomgeneralidades columna vertebral y anatom
generalidades columna vertebral y anatom
 
SANGRE. FISIO MEDICA.pptxcffffffffffcccccc
SANGRE. FISIO MEDICA.pptxcffffffffffccccccSANGRE. FISIO MEDICA.pptxcffffffffffcccccc
SANGRE. FISIO MEDICA.pptxcffffffffffcccccc
 
Clasificación de Ictericia, prehepatica, hepatica y posthepatica
Clasificación  de Ictericia, prehepatica, hepatica y posthepaticaClasificación  de Ictericia, prehepatica, hepatica y posthepatica
Clasificación de Ictericia, prehepatica, hepatica y posthepatica
 
Casos clínicos de partograma ministerio de salud.pptx
Casos clínicos de partograma ministerio de salud.pptxCasos clínicos de partograma ministerio de salud.pptx
Casos clínicos de partograma ministerio de salud.pptx
 
Infografia Enfermeria Profesional Azul.pdf
Infografia Enfermeria Profesional Azul.pdfInfografia Enfermeria Profesional Azul.pdf
Infografia Enfermeria Profesional Azul.pdf
 
Pòster "Exploración de la identidad mediante el collage artístico en grupos t...
Pòster "Exploración de la identidad mediante el collage artístico en grupos t...Pòster "Exploración de la identidad mediante el collage artístico en grupos t...
Pòster "Exploración de la identidad mediante el collage artístico en grupos t...
 
Organizadores, inductores, acción hormonal en la formación embrionaria
Organizadores, inductores, acción hormonal en la formación embrionariaOrganizadores, inductores, acción hormonal en la formación embrionaria
Organizadores, inductores, acción hormonal en la formación embrionaria
 
El leopardo y su comportamiento del leopardo
El leopardo y su comportamiento del leopardoEl leopardo y su comportamiento del leopardo
El leopardo y su comportamiento del leopardo
 
MANUAL DE LABORATORIO DE QUIMICA-MEDICINA.pdf
MANUAL DE LABORATORIO DE  QUIMICA-MEDICINA.pdfMANUAL DE LABORATORIO DE  QUIMICA-MEDICINA.pdf
MANUAL DE LABORATORIO DE QUIMICA-MEDICINA.pdf
 
FISIOLOGÍA DEL HUMOR ACUOSO oftalmologia .pdf
FISIOLOGÍA DEL HUMOR ACUOSO oftalmologia .pdfFISIOLOGÍA DEL HUMOR ACUOSO oftalmologia .pdf
FISIOLOGÍA DEL HUMOR ACUOSO oftalmologia .pdf
 
IMAGEN PERSONAL Y LA AUTOESTIMA EN EL CONDUCTOR PROFESIONAL.ppt
IMAGEN PERSONAL Y LA AUTOESTIMA EN EL CONDUCTOR PROFESIONAL.pptIMAGEN PERSONAL Y LA AUTOESTIMA EN EL CONDUCTOR PROFESIONAL.ppt
IMAGEN PERSONAL Y LA AUTOESTIMA EN EL CONDUCTOR PROFESIONAL.ppt
 

Psicopatología del pensamiento. Psiquiatría. LolaFFB

  • 1. TEMA 5 Lola Fernández de la Fuente Bursón 1 TEMA 5: PSICOPATOLOGÍA DEL PENSAMIENTO CONTENIDO 1. Características generales del pensamiento. 2. Clasificación de los trastornos del pensamiento. 3. Trastornos del curso del pensamiento. 4. Trastornos de los conceptos del pensamiento. 5. Trastornos del juicio: Delirio. Ideas obsesivas. Ideas sobrevaloradas. 6. Trastornos de la propiedad del pensamiento. *Es un tema importante y bastante complicado de entender y recordar adecuadamente sin confundir los conceptos, por eso su realización me ha llevado más tiempo del usual. He expresado las cosas lo mejor que he podido señalando subrayando o en negrita lo característico o diferencial. Aun así hay cosas que yo tampoco comprendo y los ejemplos de algunos trastornos son prácticamente imposibles de reflejar sin vivirlos en la práctica clínica. 1. CARACTERÍSTICAS GENERALES DEL PENSAMIENTO En el análisis psiquiátrico del pensamiento tenemos que valorar tres factores: 1. El curso o aspecto formal del relato, o lo que es lo mismo, la manera en la que habla el paciente. Si lo hace rápido lento, si se interrumpe o se pierde en la expresión de sus ideas… 2. El contenido, es decir, el significado real de lo que dice. Las representaciones y conceptos que utiliza y los juicios que emite. “Esto es bueno”, “hace calor”… 3. La individualidad. Se trata de una cualidad básica del pensamiento. Todos tenemos conciencia de que nuestro pensamiento es únicamente nuestro. Todos somos capaces de razonar y aceptar que el resto de personas posee su propio pensamiento. Si esto no se
  • 2. TEMA 5 Lola Fernández de la Fuente Bursón 2 cumple en nuestro paciente, diremos que posee una patología de la propiedad del pensamiento. Sin embargo, para un diagnóstico válido de las alteraciones del pensamiento tenemos que prestar mucha atención en todos estos aspectos. No podemos centrarnos únicamente en el contenido ni tampoco dar por correcto todo lo que nos dice el paciente, dejando escapar trastornos del contenido. 2. CLASIFICACIÓN DE LOS TRASTORNOS DEL PENSAMIENTO CLASIFICACIÓN DE LOS TRASTORNOS DEL PENSAMIENTO TRASTORNOS DEL CURSO Pensamiento inhibido Pensamiento lentificado Pensamiento divagatorio Pensamiento prolijo Pensamiento perseverante Pensamiento ideofugaz Pensamiento disgregado Pensamiento incoherente TRASTORNOS DE LOS CONCEPTOS Alogias Paralogias Neologias TRASTORNOS DEL JUICIO Idea delirante Idea obsesiva Idea sobrevalorada TRASTORNOS DE LA PROPIEDAD Automatización Intervención – bloqueo, divulgación, eco e imposición 3. TRASTORNOS DEL CURSO DEL PENSAMIENTO *Las alteraciones más importantes son los pensamientos ideofugaz, disgregado e incoherente. Los trastornos del curso del pensamiento, también llamados trastornos de la forma del pensamiento, se caracterizan por la alteración de la línea directriz del razonamiento, dando lugar a una dificultad en la expresión de las ideas del sujeto, ya sea por defecto o por exceso de juicios o como resultado de una incorrecta asociación de dichos juicios. Son los primeros que debemos buscar en la entrevista con el paciente. Si es el ritmo, número de palabras por minuto, lo que se encuentra modificado hablaremos de los siguientes tipos de pensamiento: Cuando se produce una escasez en las asociaciones entre las ideas, tiene lugar un enlentecimiento del ritmo de emisión de juicios. Aquí encontraremos, el pensamiento inhibido y el pensamiento lentificado. Entre cada palabra transcurre un tiempo prolongado, lo cual es
  • 3. TEMA 5 Lola Fernández de la Fuente Bursón 3 detectado por el paciente quien nos transmite la sensación de que tardan en venirle las palabras a la cabeza y le cuesta decirlas. Sucede típicamente en la depresión, que anteriormente se definía con la tríada tristeza, inhibición psicomotriz e inhibición del pensamiento. El pensamiento lentificado se da frente a otros cuadros como el cansancio físico-psicológico además de en la depresión. También existe un ritmo retardado en el pensamiento perseverante, que veremos más adelante. Cuando la alteración tome nota de la exuberancia en el ritmo de flujo asociativo, resultando en una emisión de juicios realmente veloz, distinguiremos: o El pensamiento divagatorio consiste en la riqueza de asociaciones ideativas que se separan ligeramente de la línea directriz del pensamiento. La persona habla mucho sin aportar nada nuevo, lo cual es aprovechado frecuentemente por ciertos roles sociales como los políticos. Aparece en múltiples patologías, un ejemplo son los esquizofrénicos que tratan de evitar así entrar en sus delirios. o El pensamiento ideofugaz o fugitivo se trata de un grado superior de este trastorno en el que se pierde la línea directriz del razonamiento pese a que las asociaciones entre las ideas sean correctas. Se pierde la idea general que se intenta transmitir debido a un salto entre diferentes ideas relacionadas entre sí por palabras o temática similares. Permite comprender la arborización que el sujeto realiza con sus juicios pese a la rápida fuga de ideas. Este tipo de pensamiento es casi patognomónico de la fase maníaca de los trastornos bipolares. o El pensamiento incoherente sucede cuando además de perderse el hilo de la línea directriz fallan las asociaciones inmediatas entre los juicios por la rapidez con que se producen. El curso de pensamiento carece de sentido gramatical lógico e incluso provoca la risa de quienes lo escuchan. Tiene lugar en situaciones en las que la conciencia se encuentra alterada y revierte cuando ésta se repara. No aparece en la esquizofrenia. Es difícil e importante diferenciarlo del pensamiento disgregado. Si la alteración del curso del pensamiento radica en el tono o vigor para la selección y delimitación de los juicios encontraremos, entre otros, el pensamiento disgregado. Éste se caracteriza por un grado de hipotonía máximo que resulta en un razonamiento ilógico e irrelevante acompañado de paralogias y neologismos. El sujeto intercala palabras al azar sin ningún tipo de asociación, perdiéndose la construcción gramatical lógica y, por tanto, impidiéndonos el entendimiento de la idea que pretende comunicar. Este trastorno es típico de la esquizofrenia, reflejando lo que sucede en el interior de la mente del paciente quien asegura tener unas ideas muy desordenadas que no consigue organizar. *En un primer grado da lugar al pensamiento flojo, en el que los juicios quedan mal hilvanados pero pueden ser comunicados.
  • 4. TEMA 5 Lola Fernández de la Fuente Bursón 4 Cuando esto no se consigue por ser mayor el grado de hipotonía, sucede el pensamiento deshilachado. Si ésta es de tal grado que se detiene el curso del pensar, da lugar al pensamiento interceptado. Si la alteración aparece en la fluidez o ligereza para delimitar un tema de otro, encontraremos el pensamiento prolijo. Én este trastorno el sujeto se adhiere a los detalles marginales o enmarcantes de la línea directriz, desembocando en una incapacidad para definir sus ideas y concluir los temas de los que habla. Un ejemplo es la dificultad que tienen estos pacientes para despedirse o dejar de hablar de un mismo tema. Sucede en cuadros orgánicos cerebrales. Existe un trastorno fácil de confundir con éste: el pensamiento perseverante, en el que el sujeto razona constantemente las mismas ideas debido a que le vuelven a la mente de forma repetitiva. También es consecuencia de patologías orgánicas. Se diferencia del anterior en que su base psicopatológica es el intento de suplir una escasez en el ritmo de los juicios y no un déficit en la fluidez del pensamiento. Aquí el paciente repite lo mismo una y otra vez, y allá se centra en los detalles más triviales sin dar por terminado el tema en cuestión. 4. TRASTORNOS DE LOS CONCEPTOS DEL PENSAMIENTO Los trastornos de los conceptos del pensamiento consisten en errores en la selección de los conceptos por parte del paciente a la hora de expresar sus ideas. Generalmente no tienen importancia clínica. Alogia: se produce en los sujetos incapaces de usar conceptos (deficientes mentales o dementes). No son capaces de decir “te espero para almorzar”, por lo que dicen en su lugar “te espero la hora en la que nos sentamos y comemos”. El resultado es un discurso progresivamente empobrecido. Poseen una causa orgánica. Paralogia: sucede cuando el paciente utiliza los conceptos de forma inadecuada, en la que no se corresponde la connotación con la denotación, aplicándose un concepto abstracto a un objeto actual. Neologia: consiste en la hibridación de conceptos o invención de conceptos nuevos para dar nombre a vivencias sórdidas. Esto es típico de los esquizofrénicos, que tienen ese nuevo concepto tan arraigado que se extrañan de que los demás lo desconozcan. 5. TRASTORNOS DEL JUICIO Los trastornos del juicio suceden cuando se altera la estructura psicológica del mismo, dando consecuencias absurdas en el contenido del pensamiento. 5.1 DELIRIO En el delirio o síndrome delusivo del pensamiento, la alteración recae bajo el signo de la «certeza errónea». Aparecen, pues, ideas o juicios absurdos, creídos como ciertos e incorregibles por la razón. Las ideas delusivas se clasifican en delirantes (primarias) y deliroides (secundarias). Las ideas delirantes son alteraciones del juicio propiamente dichas, es decir, que no se deben a ningún otro fenómeno de alteración psicológica.
  • 5. TEMA 5 Lola Fernández de la Fuente Bursón 5 Es importante diferenciar creencia de evidencia. Lo evidente es algo cierto e innegable, algo que no necesita explicación debido a su obviedad general; por ejemplo, ver el sol y decir que es de día. Se aplica el término creencia cuando los sujetos tienen como evidente algo que no muestra certeza para todos; por ejemplo, poseer una fe cristiana. En este sentido, no debemos asociar el concepto creer con pensar u opinar, ya que aquí la idea se admite como cierta. Como ya hemos mencionado, la idea delirante sucede cuando el paciente pierde el juicio de la realidad y obtiene una creencia errónea, es decir, que únicamente él la posee. Nadie la comparte debido a que el contenido de su idea es imposible e irreal, no basado en la evidencia (aunque si las ideas del sujeto tienen bastante posibilidad de ser ciertas tendremos que plantearnos si realmente es un delirio o no; por ejemplo si afirman que su pareja le está siendo infiel). Pese a su surrealismo para el sujeto se trata de un juicio totalmente certero, por lo que es ininfluenciable e incorregible. En múltiples ocasiones este pensamiento se convierte en el eje principal de su vida. Estas ideas, que no pueden deducirse ni comprenderse, pueden reflejarse en tres diferentes tipos de vivencias: Percepción delirante: consiste en la atribución de un significado anormal a una percepción real, sin que se dé un motivo comprensible lógico o afectivo. La significación de la percepción es extraña, numinosa o impuesta; y un carácter de "aviso", "señal" o "mensaje", a modo de revelación pasiva. Tienen un sentido autoreferencial, directo hacia el sujeto, No debemos confundirlo con una alucinación, ya que existe en la percepción delirante sí existe un objeto real. Representación delirante: cuando los recuerdos toman un significado distinto al real aún rememorándolos correctamente. Ocurrencia o cognición delirante: aparición espontánea del juicio delirante, viviéndolo como evidente y sin vinculación de motivo, no a partir de ningún proceso percibido. “Iba por la calle y me di cuenta de que mi mujer me engaña”. *Las ideas delirantes atraviesan varias etapas en su aparición: 1°) temple delirante (anastrofe de Conrad) o vivencia de cambio ambiental o del yo, sin enjuiciar el motivo; 2°) concreción delirante (apofanía de Conrad) o juicio que hace el enfermo para explicar su vivencia patológica; y 3°) sistematización delirante (apocalipsis de Conrad) o generalización del juicio delirante, organizándose éste como sistema existencial del enfermo. *Las ideas delirantes se pueden clasificar en personales y objetivas, según el enfermo se las aplica individualmente o tienda a hacer adeptos. En el primer caso, las ideas delirantes «personales» pueden ser: 1°) subjetivas, cuando el contenido del juicio es el propio sujeto, bien sea el propio cuerpo (ideas hipocondríacas, ideas nihilistas) o el yo (ideas autoexpansivas y megalomaníacas, ideas de fracaso, desvalimiento' o ruina; 2°) de relación, cuando recaen sobre el contacto interpersonal (ideas de amenaza, de persecución, de perjuicio, querulantes, eróticas y de influencia); 3°) de significación, cuando el juicio recae sobre interpretaciones delirantes (ideas de autorreferencia, de alusión y de transformación autopsíquica). En el caso de las ideas delirantes «objetivas», los juicios patológicos emitidos se creen válidos para la colectividad; de ahí su propensión a hacer partidarios. Por su parte, las ideas deliroides son secundarias a otro trastorno psíquico, normalmente de tipo maníaco y depresivo. *Podemos distinguir dos tipos de ideas deliroides: perceptivas y afectivas. Las perceptivas surgen como consecuencia de alucinaciones y su incorregibilidad procede de la corporeidad de las mismas. Las afectivas son resultado de reacciones emotivas patológica como ideas sobrevaloradas (consecuencia del apasionamiento), y las ideas autorreferentes (consecuencia del sentimiento de
  • 6. TEMA 5 Lola Fernández de la Fuente Bursón 6 inferioridad); aunque también pueden deberse a un humor básico tipo angustiado o miedoso, del que nacen las fobias deliroides. 5.2 IDEAS OBSESIVAS Las ideas obsesivas son juicios que emanan del propio yo y que poseen un carácter compulsivo. En el síndrome obsesivo del pensamiento la alteración recae bajo la llamada duda patológica, que es la imposibilidad de extraer una conclusión unitaria ante dos contenidos subjetivos opuestos. Existe una autonomía en los contenidos de la conciencia que permite el reconocimiento de los juicios compulsivos como absurdos aunque éstos son altamente repetitivos y rebeldes a la voluntad de extraerlos de la conciencia lo cual provoca intensa angustia en el paciente. *Estas ideas pueden ser interrogaciones inconclusas, reflexiones repetitivas sobre cuestiones nimias o sin solución, complejos sobre la validez, escrúpulos éticos insuperables y fobias excesivas, teniendo al mismo tiempo evidencia de la absurdidad de las mismas. La misma conciencia de que los juicios obsesivos son ilógicos provocan en el paciente un gran sentimiento de frustración y una lucha interna agotadora. La diferencia esencial entre las ideas delirantes y las obsesivas es precisamente dicha conciencia de absurdidad, que no existe en las primeras ya que el paciente no pone jamás en duda la validez de un delirio que juzga como real. Por otro lado, las ideas compulsivas surgen del yo interno y no vienen impuestas por supuestos agentes externos como voces en la cabeza o personas que critican nuestros actos. Ejemplos de ideas obsesivas son la necesidad imperiosa de tener todo en un orden extremo, la limpieza exagerada tanto del propio cuerpo como de las habitaciones, etcétera. 5.3 IDEAS SOBREVALORADAS La idea sobrevalorada es una creencia (no evidencia) firmemente mantenida en el pensamiento del sujeto, aunque esa firmeza no llega a la intensidad de la de la idea delirante. Los juicios sobrevalorados son egosintónicos, es decir, que los pacientes se sientes cómodos con ellos. Estos pensamientos son comprensibles en el contexto de la personalidad y la
  • 7. TEMA 5 Lola Fernández de la Fuente Bursón 7 biografía del paciente, aunque poseen un contenido considerado anormal por la mayor parte de la población general. Por otro lado, las ideas sobrevaloradas tienen una gran impregnación del componente emocional, por lo que condicionan el estilo de vida del sujeto, conduciéndole a la adopción de comportamientos reiterados en relación con su contenido. Todos los fanatismos se consideran formas de ideas sobrevaloradas, especialmente los de carácter político y religioso, así como los celos desproporcionados y la hipocondría. 6. TRASTORNOS DE LA PROPIEDAD DEL PENSAMIENTO Como ya hemos mencionado al principio del tema, todos somos conscientes de que nuestro pensamiento es único, individual y propio. En este tipo de trastorno se altera esta vivencia de intimidad o propiedad del pensamiento. Los pacientes con estas alteraciones pueden sentir tanto una automatización (incoercible flujo de ideas con conciencia de ser el sujeto quien piensa, pero en contra de su voluntad) de su pensamiento como una intervención (creencia de que otro sujeto manipula su pensamiento) del mismo. Esta intervención puede ocurrir por varios motivos: Bloqueo o robo: el enfermo siente que sus pensamientos le son sustraídos desde fuera. Divulgación: creencia de que sus pensamientos son adivinados por los demás mediante telepatía. Eco: alucinaciones acústicas en las que el sujeto “escucha” su propio pensamiento. Imposición: extrañeza del propio pensamiento, el enfermo refiere que surgen en él pensamientos que no son suyos sino de otra persona.