Se ha denunciado esta presentación.
Utilizamos tu perfil de LinkedIn y tus datos de actividad para personalizar los anuncios y mostrarte publicidad más relevante. Puedes cambiar tus preferencias de publicidad en cualquier momento.

Deficiencias del Sistema de Complemento

Las deficiencias c de los componentes de las vías clásica y alternativa del sistema del complemento que son congénitas, dan lugar a un conjunto a enfermedades ya que las personas con deficiencias en estas funciones muestran una susceptibilidad elevada a las infecciones recurrentes por microorganismos que se eliminan por fagocitosis.

  • Inicia sesión para ver los comentarios

  • Sé el primero en recomendar esto

Deficiencias del Sistema de Complemento

  1. 1. DEFICIENCIAS DEL SISTEMA DE COMPLEMENTO. EDDY GARRIDO MONTAÑO1 , DR. JORGE CAÑARTE ALCIVAR2 RESUMEN La inmunidad innata surgió mediante un proceso evolutivo antes que cualquier otro mecanismo de defensa en especial antes que la adaptativa y se estima funcionó armónicamente durante millones de años en seres vivos que progresivamente se volvían más y más complejos. Es la inmunidad más universal por no decir menos específica y se ha refinado en sus mecanismos durante un periodo de tiempo muy superior que a la inmunidad adaptativa. Tomando medidas de reconocimiento y de protección como es el caso de los anticuerpos naturales y el complemento que sirven como diana para la respuesta inflamatoria. Palabras Clave: Inmunidad Innata, DAMP, PAMP, Sistema de Complemento, Antígeno. Una de las grandes ventajas del sistema inmunitario innato es su capacidad para poder reconocer estructuras moleculares que son características de microorganismos patógenos, a través de los patrones moleculares asociados a microorganismos patógenos (PAMP), y también el reconocer moléculas endógenas que produzcan o liberen células dañadas o que estén muriendo a través de los patrones moleculares asociados a lesión (DAMP). Lo que nos da a entender que nuestro organismo está 1 Estudiante de Medicina, Grupo de Salud e Infección Inmunología, Virología, Micología, Facultad de Medicina, Universidad Técnica de Manabí, Portoviejo, Ecuador. e-mail: alex01199@hotmail.com 2 Docente de Salud e Infección Inmunología, Virología, Micología UTM, Facultad de Medicina, Universidad Técnica de Manabí, Portoviejo, Ecuador. protegido incluso de daños que puedan provocarse inconscientemente por el mismo. Retomando los componentes celulares del sistema innato vamos a encontrar células especializadas en funciones fagocíticas sobre todo macrófagos y neutrófilos que actúan luego de la barreras epiteliales, células de reconocimiento y efectoras o células dendríticas, linfocitos citolíticos naturales o NK que se encargan de eliminar células infectadas, activar a los
  2. 2. macrófagos y por último los mastocitos que secretan sustancias proinflamatorias dando lugar a la respuesta inflamatoria. La inmunidad innata en comparación con la adaptativa se presenta como una defensa menos evolucionada y específica pero no precisamente inefectiva, ya que los mismos mecanismos actúan frente a diferentes agentes, debido a que la inmunidad adaptativa se presenta como una forma mejorada de los mecanismos utilizados por la innata. Al contrario de la adaptativa, la innata frente a exposiciones repetitivas de una molécula o antígeno se desencadena una respuesta similar y con la misma intensidad en todas ellas, no varía, esto se debe esencialmente a que carece de una memoria inmunológica. Esto de ser limitada en aspectos de especificidad y potencia está compensado por la rapidez con la que actúa la misma, ya que se produce durante las primeras horas de la entrada del antígeno, y su intensidad no está ligada a un contacto previo con el agente extraño. Además, su actuación es fundamental para el desarrollo posterior de la defensa inmune adaptativa, más bien cabe decir que la adaptativa va a depender en cierto modo de la innata, a la que ha de exponerse el agente una vez superadas estas barreras. Los neutrófilos son las células fagocíticas más abundantes de la inmunidad innata y controlan una respuesta temprana ante las infecciones que sobrepasan las mucosas. Dentro de la inmunidad innata encontramos a la inmunidad humoral recibe este nombre, debido a que sus mediadores son los anticuerpos y las proteínas del sistema de complemento análoga a la rama humoral de la inmunidad adaptativa. Los linfocitos de tipo B poseen específicamente sobre su membrana anticuerpos que se encargan de reconocer de manera rápida a los antígenos solubles presentes en el espacio extracelular. Las deficiencias c de los componentes de las vías clásica y alternativa del sistema del complemento que son congénitas, dan lugar a un conjunto a enfermedades ya que las personas con deficiencias en estas funciones muestran una susceptibilidad elevada a las infecciones recurrentes por microorganismos que se eliminan por fagocitosis. Cuando las deficiencias del complemento comprometen la formación del complejo de ataque a la membrana, asociado con la lisis de las bacterias fuera de los fagocitos.
  3. 3. DEFICIENCIAS DEL SISTEMA DE COMPLEMENTO Los anticuerpos que circulan por los líquidos del cuerpo son proteínas que en conjunto forman complejos con los antígenos, llamados complejos inmunes, que facilitan su fagocitosis, y estas proteínas son producidas por las células plasmáticas, y que al ser estimuladas reconocen moléculas comunes de los microbios o incluso de células que ya están muriendo de tal manera estos pueden inactivar virus y bacterianas, bloqueando la intensión de unirse a las células huésped. Los complejos inmunes, pueden activar sin mayor inconveniente el Sistema del Complemento, que también podrán ser fagocitados. El sistema de complemento consta de una serie de proteínas plasmáticas, que son un total de 20, que actúan en conjunto para opsonizar y eliminar a los microbios, atrayendo a los fagocitos rápidamente al sitio de infección y en algunos casos causar la lisis del antígeno junto con la célula de manera directa. Por lo que para poder actuar se encuentra organizado en tres vías principales que se denominan como las de activación del complemento, y son la vía clásica, vía alternativa y vía de la lectina. El reconocimiento del antígeno por estas tres vías da lugar al comienzo de un reclutamiento y ensamblaje progresivo de otras proteínas del complemento para formar complejos de proteasa. El sistema inmunitario innato es el más rápida y fiable al momento de ejecutar su acción en los procesos, este también puede tener fallos de diversos. Entre las que podemos encontrar las deficiencias de anticuerpos IgA e Hiper-IgM en las que estos anticuerpos se van a encontrar escasos produciendo una de las mayores inmunodeficiencias (6) con lo que estas no podrán eliminar de manera inmediata a los microbios que han ingresado poniendo en riesgo a el organismo huésped. Las patologías del complemento ya sean heredadas o adquiridas, en las de tipo autosómicas recesivas el huésped tiene una mayor probabilidad de presentar infecciones (8). Las personas que tengan trastornos del complemento en los componentes C1, C2 ó C4 de tipo congénito no pueden activar únicamente la vía clásica del complemento pero conservan intacta activar la vía alternativa y por ello, el
  4. 4. complemento puede participar en la defensa de pocas infecciones, particularmente las causadas por microorganismos (9). La vía alternativa se encuentran trastornos de los cuales esta la deficiencia del factor D, el cual es resultado de herencia autosómica recesiva. Esta deficiencia vuelve susceptible a padecer de infecciones a los pacientes que la padecen (10). Por último la deficiencia del componente C5 en la vía de la lectina se da por un factor hereditario, autosómico recesivo. Esta deficiencia es causada por defectos moleculares que ocurren al nivel de genes. En muchas enfermedades autoinmunes las deficiencias de los componentes iniciales de las vías del complemento, que han sido asociadas con la actuación del complemento en la inducción o en el mantenimiento de cierta tolerancia inmunológica. Las deficiencias de las vías de activación del sistema de complemento se clasifican son:  De la vía clásica: C1, C2, C4.  De la vía alternativa: factor D, properdina, C3.  Complejo de ataque a la membrana: C5, C6, C7, C8, C9. DEFICIENCIA C1 En las deficiencias de componentes de la vía clásica los pacientes con estos trastornos congénitos de C1, C2 ó C4 no podrán activar esta vía pero puede activar la vía alternativa y por participar en la defensa de infecciones. En la deficiencia de C1 de la vía clásica es de tipo autosómica recesiva y es el resultado de la ausencia de niveles de uno o más de los componentes del C1. La deficiencia completa de C1 se caracteriza por la ausencia de la actividad funcional de C1 se presenta por niveles bajos, mientras que los niveles de C1r y C1q permanecen normales. Las deficiencias congénitas de C1q son raras y pueden tener 2 formas de presentación: en unos casos no se produce la molécula y en otros ocurre la síntesis de una proteína defectuosa. DEFICIENCIA C2 La deficiencia del componente C2 es la más común, que tiene una incidencia de muy elevada con relación al número de casos, los individuos y sus manifestaciones físicas y clínicas aparecen dentro de los primeros años de la vida.
  5. 5. Las deficiencias del componente C2 se caracterizan por una deleción en el exón 6 que codifica para este componente. La deficiencia de C2 esta relacionada con trastornos en los niveles séricos de inmunoglobulinas como IgA e IgG4, lo cual puede contribuir a infecciones repetitivas. DEFICIENCIA C4 El C4 es un componente que no es enzimático que participa en el paso inicial de activación de la vía clásica y su expresión está estimulado por los 2 pares de alotipos que se asocian a este y son C4A y C4B. Y las deficiencias de C4 han sido asociadas con varias enfermedades como glomerulonefritis, además de infecciones por Mycobacterium leprae, esclerosis sistémica, hiperplasia suprarrenal congénita, diabetes mellitus tipo I y tiroiditis. El gen que codifica para el componente C4 presenta una gran inestabilidad genética. DEFICIENCIAS D COMPONENTES DE LA VÍA ALTERNATIVA. La deficiencia del factor D presentan una elevada susceptibilidad a padecer de infecciones por Neumococcus, Haemophilus y Staphilococcus, así como infecciones severas con Neisseria meningitidis. Con una capacidad disminuida para opsonizar microorganismos que serán fagocitados posteriormente por los neutrófilos, que forman parte de la respuesta inmune innata. DEFICIENCIA DE PROPERDINA La properdina es una de las proteínas reguladoras de la vía alternativa liberada por los monocitos, deficiencia de esta proteína es ligada al cromosoma X y altamente heterogénea. La deficiencia de properdina se caracteriza molecularmente, por mutaciones en el gen 11 localizado en el brazo corto del cromosoma X. DEFICIENCIA DE C3 EL componente C3 es una glicoproteína multifuncional que actúa con diversas proteínas del suero, con receptores de superficies celulares y con proteínas reguladoras asociadas a membrana. La deficiencia de este componente da lugar a manifestaciones clínicas que refleja su importante papel en la activación del C5 y en la formación del MAC. La gravedad de esta enfermedad depende del grado en que se encuentre comprometida la síntesis de C3.
  6. 6. Bibliografía 1. Victorio M. Collado RPMTCEGL. EL SISTEMA INMUNE INNATO I: SUS MECANISMOS. Articulo. Madrid: Universidad Complutense, Departamento de Sanidad Animal; 2012. Report No.: 1988-2688. 2. CARLOS MONTOYA MMMR. Reacciones y alteraciones del sistema inmune. Articulo. Medellín: Universidad de Antioquia, Grupo de Inmunovirología- Biogénesis; 2016. 3. Aquino J. Respuesta Inmunitaria. Informe. Buenos Aires: UNNE, Bioquímica; 2012. 4. Blog de Biologia. [Online].; 2017 [cited 2013. Available from: https://www.blogdebiologia.com/inmunidad-humoral-mediada-por- anticuerpos.html. 5. Abbas. Inmunologia Molecular y Celular. Septima ed. España: Elsevier; 2012. 6. Cotran Ry. Patologia Estructural y Funcional. Octava ed. España: Elsevier; 2010. 7. Villaescusa Blanco Rinaldo AHAASBOMLJCGHAMMBLMea. Scielo. [Online].: Rev Cuba; 2017 [cited 2011 Agosto 21. Available from: Disponible en: http://scielo.sld.cu/scielo.php?script=sci_arttext&pid=S0864- 02892001000200006&lng=es. 8. Lopez M. Deficiencias del complemento, diagnostico de laboratorio,. Articulo. Madrid: Hospital Universitario La Paz, Inmunologia; 2013. 9. Barilla-La Barca ML AJ. Rheumatic syndromes associated with complement deficiency. EE.UU.: Curr Opin Rheumatol; 2013. 10. Biesma DH HAvVBHMLvZRKIea. A family with complement factor D deficiency.. J Clin Invest ; 2011.
  7. 7. 11. Fredrikson GN GBWJSAUM. Expression of proprdin in complete and incomplete deficiency: normal in vitro synthesis by monocytes in two cases with properdin deficiency type II due to distinct mutations. , J Clin Immunol ; 2004. 12. Delgado-Cervino E FGLTM. C5 complement deficiency in a Spanish family. Molecular characterization of the double mutation responsible for the defect. : Mol Immunol ; 2005;. 13. Mancini G CAHJ. Single radial diffusion method for the immunological quantitation of proteins. Peeters H (ed). Int Prot Biol Fluids.. 11th ed. Press P, editor. Oxford: : Colloqu Bruges. ; 2009. 14. Merlín Linares Julio C VBRMBLMGHAMAHAAABS. Alteraciones del sistema complemento en pacientes con nefropatía diabética. Rev Cubana Hematol Inmunol Hemoter. [Online].; 2013 [cited 2017 Junio 16. Available from: Disponible en: http://scielo.sld.cu/scielo.php?script=sci_arttext&pid=S0864- 02892003000100006&lng=es. 15. Lin T, Zhou W, Sacks SH. [Online].; 2007 [cited 2017 Junio 16. Available from: https://www.ncbi.nlm.nih.gov/pubmed/17493022?dopt=Abstract. 16. La Hora. Calentamiento global se siente en Manabí. Diario la Hora. 2010 Enero 7: p. 2-3.

×