Manifiesto del Frente Popular

3.071 visualizaciones

Publicado el

Publicado en: Educación
  • Sé el primero en comentar

  • Sé el primero en recomendar esto

Manifiesto del Frente Popular

  1. 1. COMENTARIO DE TEXTO 9 – MANIFIESTO DEL FRENTE POPULAR El siguiente documento es una fuente primaria sobre el acuerdo entre los diferentes partidos de la izquierda para las elecciones de febrero de 1936. Es, por tanto, de naturaleza política. El autor es colectivo, tratándose del Frente Popular, una coalición de partidos de izquierdas citada en el propio texto, que adquirieron este nombre inspirándose en la coalición que ya se había creado en Francia bajo el mismo nombre. En cuanto al destinatario, es público, ya que se trata de un texto dirigido a los electores que deben decidirse entre distintas opciones políticas. La finalidad pues del documento, tratándose de un programa electoral de mínimos, es la de dictar las bases en las que quedaría sustentado el gobierno dirigido por el Frente popular en el caso de ganar las elecciones a las que se presentaban tras crear esta coalición de partidos. La idea principal del texto viene a ser el compromiso de distintas fuerzas republicanas y obreras en recuperar el impulso reformista del primer Bienio (1931-1933). El Frente Popular fue el nombre con que se conoció a la coalición y partidos y asociaciones sindicales que buscaron recuperar la mayoría en el parlamento para revertir el periodo anterior, el Bienio Conservador (1933-1935), e impulsar todas las reformas políticas, económicas y sociales que dieran lugar a la modernización de la sociedad española. En el texto propiamente dicho se pueden diferenciar dos partes: 1) En la primera parte se presenta la coalición de izquierdas y sus partidos integrantes, además de cómo eran estos. 2) En la segunda parte del texto aparecen descritos los acuerdos mínimos de estos partidos como el estimar necesaria la amnistía (revolución de 1934) para lograr la paz pública, declarar el progreso social como principal objetivo (VII) y el valorar la enseñanza pública. COMENTARIO: El Frente Popular estaba integrado por los partidos republicanos como la Izquierda Republicana (IU), fundada en 1935, por el propio Manuel Azaña, Casares Quiroga y Giral, como resultado de la fusión de varios partidos republicanos (la antigua ORGA, Partido Radical- Socialista independiente y otros) que tuvo un gran éxito en las elecciones. La Unión Republicana (UR), fundado por Martínez Barrio, en septiembre de 1934, como fusión de varias formaciones con idea de recomponer la unidad republicana. Y, por formaciones obreras como el Partido Socialista Obrero española (PSOE), fundado por Pablo Iglesias en 1879, siguiendo las directrices de la Primera Internacional. Los socialistas celebraron su primer congreso en Barcelona, en 1888. Pablo Iglesias fue el primer diputado obrero en las Cortes, en 1910, durante el periodo de la Restauración (1875-1931). Otra de sus ramas más importantes sería la Unión General de Trabajadores, sindicato obrero (UGT), y creada en 1888, de la que formaba también parte la Federación Nacional de Juventudes Socialistas.
  2. 2. Finalmente, estaría el Patrido Comunista (PCE), nacido en 1921, fue un partido sin apenas fuerza hasta el comienzo de la Guerra Civil. Su dogmatismo estalinista impidió su crecimiento hasta que en 1932 llegó a la dirección José Díaz. Aprovechando el descontento de las bases del PSOE, comenzó entonces un lento crecimiento, ofreciendo desde entonces a los demás partidos republicanos y de izquierdas un frente antifascista. El Partido Sindicalista (PS) mantuvo durante los años de régimen republicano una oposición constante por medio de huelgas, y levantamientos armados, mientras en su seno se enfrentaban los líderes Peiró, Pestaña y la FAI (FEDERACIÓN ANARQUISTA IBÉRICA). Como resultado de este enfrentamiento, en 1933, el sindicato, dominado por la FAI sufrió una escisión con la creación de los Sindicatos de Oposición, y Pestaña fundó el Partido Sindicalista. Y por último Partido Obrero de Unificacion Marxista (POUM) donde en 1930, Joaquín Maurín, tras salir del PCE, crea con pequeños partidos catalanes de ideología afín y con la Izquieda Comunista de Andrés Nin, el POUM. De implantación sobre todo catalana y con ideario marxista trotskista y anarquista, participó en el Frente Popular y colaboró activamente con la República y la Generalitat, especialmente en el primer año de guerra. Después, empezaron los problemas. El principal objetivo que se pusieron fue recuperar el gobierno movilizando a todo el electorado de izquierda y prodigándose en una activa campaña a todos los niveles. Los partidos del Frente Popular se comprometieron, sin renunciar a sus idearios y programas particulares, a amnistiar a los presos de la revolución de octubre de 1934, la reintegración en los puestos de trabajo y cargos de aquellos represaliados, etc. Tras una intensa campaña electoral, el Frente Popular logró ganar las elecciones por un pequeño margen de votos, 48% frente al 46,5% del Bloque Nacional, pero que en el reparto de escaños le fue más favorable. El nuevo gobierno fue conformado por los republicanos, pero socialistas y comunistas se comprometieron a apoyar al gobierno. Tras las elecciones, Manuel Azaña fue nombrado Presidente de la República. El objetivo era que Indalecio Prieto, líder del ala moderada del PSOE, ocupara la jefatura del gobierno. Sin embargo, la negativa del Partido Socialista, dividido en diversas tendencias, llevó a que se formara un gobierno presidido por Casares Quiroga y formado exclusivamente por republicanos de izquierda, sin la participación del PSOE. Así, el nuevo gobierno nacía debilitado. El nuevo gobierno inició rápidamente la acción reformista: (1) Amplia amnistía para todos los represaliados tras octubre de 1934. (2) Restablecimiento del Estatuto catalán. (3) Alejamiento de Madrid de los generales más sospechosos de golpismo. (4) Reanudación de la reforma agraria. (5) Tramitación de nuevos estatutos de autonomía. Mientras, el ambiente social era cada vez más tenso. La izquierda obrera había optado por una postura claramente revolucionaria, y la derecha buscaba de forma evidente el fin del sistema democrático. El 12 de Julio era asesinado por extremistas de derecha un oficial de la Guardia de Asalto, el teniente Castillo, simpatizante socialista. La respuesta llegó la siguiente madrugada con el
  3. 3. asesinato de José Calvo Sotelo (que era como de los principales políticos de la derecha) por parte de un grupo de miembros de las fuerzas de seguridad. El enfrentamiento era inevitable. El gobierno de Casares Quiroga, que no había decidido tomar medidas pese a las continuas advertencias de las organizaciones obreras, vio como el 17 de Julio de 1936 el ejército de Marruecos iniciaba la rebelión contra el gobierno de la República. El triunfo parcial del golpe desencadenó la Guerra Civil. Aunque el programa del Frente Popular era moderado y pretendía reanudar las reformas del primer bienio, los ánimos exacerbados de las masas y la fuerte polarización política y social, llevaron al país a una confrontación creciente. Un sector del ejército ensayó el golpe de Estado para reconducir la situación, rompiendo con la legalidad republicana. El fracaso parcial del golpe degeneró en una cruenta guerra civil.

×