SlideShare una empresa de Scribd logo
1 de 18
BENEDICTO XVI

AUDIENCIA GENERAL Sala Pablo VI
  Miércoles 11 de enero de 2012

Oración de Jesús en la última Cena




                                         El color amarillo en letras o de fondo indica texto de la
                            Cesárea      catequesis.
                            de Filipo:   http://www.vatican.va/holy_father/benedict_xvi/audiences/2
                            Dibujo y     011/index_sp.htm
                            estado       Presentación diseñada por Emilio Perucha Herranz , 8 de
                            actual       junio 2012.
Queridos hermanos y hermanas:
En nuestro camino de reflexión sobre la oración de Jesús, que nos presentan los Evangelios, quiero
meditar hoy sobre el momento, especialmente solemne, de su oración en la última Cena.

El trasfondo temporal y emocional del convite en el que Jesús se despide de sus amigos es la
inminencia de su muerte, que él siente ya cercana. Jesús había comenzado a hablar de su Pasión ya
desde hacía tiempo, tratando incluso de implicar cada vez más a sus discípulos en esta perspectiva.
El Evangelio según san Marcos relata que desde el comienzo del viaje hacia Jerusalén, en los
poblados de la lejana Cesarea de Filipo, Jesús había comenzado «a instruirlos: “el Hijo del hombre
tiene que padecer mucho, ser reprobado por los ancianos, sumos sacerdotes y escribas, ser
ejecutado y resucitar a los tres días”» (Mc 8, 31).
Además, precisamente en los días en que se preparaba para despedirse de sus discípulos, la vida del
pueblo estaba marcada por la cercanía de la Pascua, o sea, del memorial de la liberación de Israel de
Egipto.
Esta liberación, experimentada en el pasado y esperada de nuevo en el presente y para el futuro, se
revivía en las celebraciones familiares de la Pascua.

La última Cena se inserta en este contexto, pero con una novedad de fondo.
Jesús mira a su pasión, muerte y resurrección, siendo plenamente consciente de ello.
Él quiere vivir esta Cena con sus discípulos con un carácter totalmente especial y distinto de los
demás convites; es su Cena, en la que dona Algo totalmente nuevo: se dona a sí mismo.
De este modo, Jesús celebra su Pascua, anticipa su cruz y su resurrección.
Esta novedad la pone de relieve la cronología de la última Cena en el Evangelio de san Juan, el cual no
la describe como la cena pascual, precisamente porque Jesús quiere inaugurar algo nuevo, celebrar su
Pascua, vinculada ciertamente a los acontecimientos del Éxodo.




                                                      Para san Juan, Jesús murió en la cruz
                                                      precisamente en el momento en que, en el
                                                      templo de Jerusalén, se inmolaban los corderos
                                                      pascuales.

                                                      ¿Cuál es entonces el núcleo de esta Cena?

                                                      Son los gestos de partir el pan, de distribuirlo a
                                                      los suyos y de compartir el cáliz del vino con las
                                                      palabras que los acompañan y en el contexto de
                                                      oración en el que se colocan:
                                                      es la institución de la Eucaristía,
                                                      es la gran oración de Jesús y de la Iglesia.

                                                      Pero miremos un poco más de cerca este
                                                      momento.
Ante todo, las tradiciones neotestamentarias de la institución de la Eucaristía (cf. 1 Co 11, 23-25; Lc
22, 14-20; Mc 14, 22-25; Mt 26, 26-29), al indicar la oración que introduce los gestos y las palabras de
Jesús sobre el pan y sobre el vino, usan dos verbos paralelos y complementarios.

San Pablo y san Lucas hablan de eucaristía/acción de gracias: «tomando pan, después de pronunciar la
acción de gracias, lo partió y se lo dio» (Lc 22, 19).
San Marcos y san Mateo, en cambio, ponen de relieve el aspecto de eulogia/bendición: «tomó pan
y, pronunciando la bendición, lo partió y se lo dio» (Mc 14, 22).

Ambos términos griegos eucaristeín y eulogeín remiten a la berakha judía, es decir, a la gran oración de
acción de gracias y de bendición de la tradición de Israel con la que comenzaban los grandes convites.

El Milagro Eucarístico de
Augsburg, conocido por sus
habitantes como el
“Wunderbarlichen Gutes” o
“Bien Milagroso”,
Augsburg, 1194


Nota: Me parece oportuno insertar
imágenes de milagros eucarísticos.
Para ampliar la reseña que haga de
la imagen se puede contactar con
la página donde las he obtenido es,
la Iglesia Vaticano Fotográfico
Exhibición Internacional de Los
Milagros Eucarísticos del Mundo
(se traduce a varios idiomas),

cuya dirección es: http://www.therealpresence.org/
A partir diapositiva 7 sigo orden alfabético de país y ciudad, para evitar
preferencias.
Las dos palabras griegas indican las dos direcciones intrínsecas y complementarias de esta oración.
La berakha, en efecto, es ante todo acción de gracias y alabanza que sube a Dios por el don recibido:
en la última Cena de Jesús, se trata del pan —elaborado con el trigo que Dios hace germinar y crecer
de la tierra— y del vino, elaborado con el fruto madurado en los viñedos.




                                                    Esta oración de alabanza y de acción de
                                                    gracias, que se eleva hacia Dios, vuelve como
                                                    bendición, que baja desde Dios sobre el don y lo
                                                    enriquece.

                                                    Al dar gracias, la alabanza a Dios se convierte en
                                                    bendición, y el don ofrecido a Dios vuelve al
                                                    hombre bendecido por el Todopoderoso.

                                                    Las palabras de la institución de la Eucaristía se
                                                    sitúan en este contexto de oración;
                                                    en ellas la alabanza y la bendición de la berakha
                                                    se transforman en bendición y conversión del pan
                                                    y del vino en el Cuerpo y en la Sangre de Jesús.




   Guadalupe, 1420
En San Georgenberg-Fiecht, ubicado en el valle
                                                         del Inn, hubo un Milagro Eucarístico en 1310.
                                                         Durante una Misa, el sacerdote fue asaltado por
                                                         dudas acerca de la presencia real de Jesús en
                                                         las especies consagradas.
                                                         Inmediatamente después de la consagración, el
                                                         vino apareció visiblemente convertido en
                                                         Sangre, que parecía hervir hasta derramarse del
                                                         cáliz.

                                                         En 1480, luego de 170 años, la Santa Sangre se
                                                         encontraba “fresca como si hubiese brotado hoy
                                                         de una herida”, escribía un cronista de la época.
                                  Custodia del 1719
                                  hecha en plata y oro   Actualmente la Reliquia sigue siendo custodiada
                                  para custodiar la      en el Monasterio de San Georgberg.
                                  preciosa Sangre del    Austria Fiecht, 1310
                                  Milagro



Antes de las palabras de la institución se realizan los gestos: el de partir el pan y el de ofrecer el vino.
Quien parte el pan y pasa el cáliz es ante todo el jefe de familia, que acoge en su mesa a los familiares;
pero estos gestos son también gestos de hospitalidad, de acogida del extranjero, que no forma parte de
la casa, en la comunión convival.

En la cena con la que Jesús se despide de los suyos, estos mismos gestos adquieren una profundidad
totalmente nueva: él da un signo visible de acogida en la mesa en la que Dios se dona.

Jesús se ofrece y se comunica él mismo en el pan y en el vino.
El Milagro Eucarístico de Bois-Seigneur-
Isaac se manifestó cuando la Hostia
consagrada sangró, tiñendo
un Corporal.
El 3 de mayo de 1413, el Obispo de
Cambrai, Pierre d’Ailly, autorizó el culto
a la Sagrada Reliquia.

El 3 de enero de 1424, el Papa Martín V
aprobó la construcción del Monasterio
de Bois-Seigneur-Isaac, que hasta hoy
en día sigue siendo meta de
peregrinajes.
Bélgica Bois-Seigneur-Isaac, 1405



¿Pero cómo puede realizarse todo esto? ¿Cómo puede Jesús darse, en ese momento, él mismo? Jesús
sabe que están por quitarle la vida a través del suplicio de la cruz, la pena capital de los hombres no
libres, la que Cicerón definía la mors turpissima crucis.

Con el don del pan y del vino que ofrece en la última Cena Jesús anticipa su muerte y su resurrección
realizando lo que había dicho en el discurso del Buen Pastor: «Yo entrego mi vida para poder
recuperarla. Nadie me la quita, sino que yo la entrego libremente. Tengo poder para entregarla y tengo
poder para recuperarla: este mandato he recibido de mi Padre» (Jn 10, 17-18).

Él, por lo tanto, ofrece por anticipado la vida que se le quitará, y, de este modo, transforma su muerte
violenta en un acto libre de donación de sí mismo por los demás y a los demás.
La violencia sufrida se transforma en un sacrificio activo, libre y redentor.
En la oración, iniciada según las formas rituales de la
                                                     tradición bíblica, Jesús muestra una vez más su
                                                     identidad y la decisión de cumplir hasta el fondo su
                                                     misión de amor total, de entrega en obediencia a la
                                                     voluntad del Padre.
                                                      La profunda originalidad de la donación de sí a los
                                                     suyos, a través del memorial eucarístico, es la
                                                     cumbre de la oración que caracteriza la cena de
                                                     despedida con los suyos.
                                                     Contemplando los gestos y las palabras de Jesús de
                                                     aquella noche, vemos claramente que la relación
                                                     íntima y constante con el Padre es el ámbito donde él
                                                     realiza el gesto de dejar a los suyos, y a cada uno de
                                                     nosotros, el Sacramento del amor, el «Sacramentum
                                                     caritatis».
                                                     Por dos veces en el cenáculo resuenan las palabras:
                                                     «Haced esto en memoria mía» (1 Co 11, 24.25).
                                                     Él celebra su Pascua con la donación de
                                                     sí, convirtiéndose en el verdadero Cordero que lleva
                                                     a cumplimiento todo el culto antiguo.
                                                     Por ello, san Pablo, hablando a los cristianos de
                                                     Corinto, afirma:
                                                     «Cristo, nuestra Pascua [nuestro Cordero
                                                     pascual], ha sido inmolado. Así pues, celebremos...
La isla de Tumaco, milagrosamente sobrevivió de la
catástrofe gracias a la bendición que impartió el
                                                     con los panes ácimos de la sinceridad y la verdad» (1
padre Gerardo Larrondo con el Santísimo              Co 5, 7-8).
Sacramento Colombia Tumaco, 1906
Anexo:Terremotos de mayor magnitud De Wikipedia, la enciclopedia libre
(Redirigido desde Anexo:Grandes terremotos del mundo)
La siguiente tabla presenta los terremotos de mayor magnitud sucedidos desde el 1813 a. C. (el primer terremoto
registrado) hasta la actualidad.
Terremotos más fuertes por magnitud
En esta tabla se resumen los sismos más grandes del mundo de los cuales se tiene noticia. Acerca de la
información de esta tabla:


   Nº       Fecha y           Magnitud     Nombre                  País           Lugar y               Muertes
            hora                                                                  coordenadas


   10       31 enero 2006     8,8Mw        Terremoto Ecuador y     Ecuador y      Frente a las costas   1.500
            15,36                          Colombia 2006           Colombia       de Esmeraldas
                                                                                  1°0′N 81°30′O



   Tsunami
   En Tumaco, Colombia las olas del Tsunami alcanzaron una altura de 5 metros. Fueron las olas que alcanzaron mayor
   altura registrada del tsunami. En Hilo, Hawaii las olas alcanzaron una altura de 1,8 metros de altura. Ademas el
   Tsunami también alcanzo las costas de Costa Rica, México, California y Japón.
   Daños
   La mayoria de los daños se produjeron por culpa del Tsunami en los pueblos de Rio Verde en Ecuador y Micay
   [relativamente cercano a Tumaco] en Colombia. Se estima que el numero de muertes es entre 500 y 1500.
En Ludbreg (Croacia), en al año 1411, un
                                                                sacerdote dudó durante la Misa de la
                                                                presencia real del Cuerpo
                                                                y la Sangre de Cristo en las especies
                                                                eucarísticas consagradas.

                                                                Inmediatamente después de la consagración
                                                                del vino, se tranformó en Sangre.

                                                                Hasta nuestros días, la preciosa Reliquia de la
                                                                Sangre del Milagro atrae cada año a miles de
                                                                fieles.

                                                                La Reliquia de la Preciosísima Sangre se
                                                                conserva perfectamente intacta, desde el año
                                                                1721 en la custodia de esta imagen.




El evangelista san Lucas ha conservado otro elemento valioso de los acontecimientos de la última
Cena, que nos permite ver la profundidad conmovedora de la oración de Jesús por los suyos en aquella
noche: la atención por cada uno.
Partiendo de la oración de acción de gracias y de bendición, Jesús llega al don eucarístico, al don de sí
mismo, y, mientras dona la realidad sacramental decisiva, se dirige a Pedro.
Ya para terminar la cena, le dice: «Simón, Simón, mira que Satanás os ha reclamado para cribaros
como trigo. Pero yo he pedido por ti, para que tu fe no se apague. Y tú, cuando te hayas
convertido, confirma a tus hermanos» (Lc 22, 31-32).
La oración de Jesús, cuando se acerca la prueba también para sus discípulos, sostiene su debilidad, su
dificultad para comprender que el camino de Dios pasa a través del Misterio pascual de muerte y
resurrección, anticipado en el ofrecimiento del pan y del vino.
La narración de este Milagro Eucarístico se remonta a los
                                                     primeros siglos del cristianismo y forma parte de la
                                                     colección de apotegmas
                                                     de los Padres del desierto.
                                                     Estos monjes vivían en Egipto como eremitas para seguir el
                                                     ejemplo de San Antonio Abad.
                                                     Un monje fue asaltado por ciertas dudas acerca de la
                                                     presencia real de Jesús en el pan y el vino consagrados.
                                                     Durante la Misa, luego de la consagración, en vez del
                                                     pan, apareció el Niño Jesús.
                                                     En esa misma Misa estuvieron presentes otros tres monjes
                                                     que tuvieron la misma visión




La Eucaristía es alimento de los peregrinos que se convierte en fuerza incluso para quien está
cansado, extenuado y desorientado.
Y la oración es especialmente por Pedro, para que, una vez convertido, confirme a sus hermanos en la
fe.
El evangelista san Lucas recuerda que fue precisamente la mirada de Jesús la que buscó el rostro de
Pedro en el momento en que acababa de realizar su triple negación, para darle la fuerza de retomar el
camino detrás de él:
«Y enseguida, estando todavía él hablando, cantó un gallo. El Señor, volviéndose, le echó una mirada a
Pedro, y Pedro se acordó de la palabra que el Señor le había dicho» (Lc 22, 60-61).
ALBORAYA-ALMÁCERA ESPAÑA, 1348 Milagro Eucarístico
En el año 1348 sucedió que un sacerdote quiso visitar a algunos enfermos para distribuirles la Comunión.
En el camino, mientras intentaba atravesar un río, resbaló en el agua y la píside que contenía las Hostias escapó de sus
manos.
El sacerdote no tuvo otro remedio que renunciar a la búsqueda de las Hostias dispersas en la corriente. De pronto, algunos
pescadores lo condujeron a la orilla porque habían visto que algunos peces tenían en la boca como unos discos blancos que
parecían Hostias.
Las Partículas pudieron ser recuperadas y luego llevadas en solemne procesión, en compañía de todo el pueblo, hacia la
iglesia.

Queridos hermanos y hermanas, participando en la Eucaristía, vivimos de modo extraordinario la
oración que Jesús hizo y hace continuamente por cada uno a fin de que el mal, que todos encontramos
en la vida, no llegue a vencer, y obre en nosotros la fuerza transformadora de la muerte y resurrección
de Cristo.
En la Eucaristía la Iglesia responde al mandamiento de Jesús: «Haced esto en memoria mía» (Lc
22, 19; cf. 1 Co 11, 24-26); repite la oración de acción de gracias y de bendición y, con ella, las palabras
de la transustanciación del pan y del vino en el Cuerpo y la Sangre del Señor.
En nuestras Eucaristías somos atraídos a aquel momento de oración, nos unimos siempre de nuevo a la
oración de Jesús.
Vitral del interior de la iglesia con la
      Altar donde ocurrió el Prodigio                                                                    representación del Milagro

 AVIGNONE FRANCIA, El 30 de noviembre de 1433 fue expuesto el Santísimo Sacramento para la adoración pública en la pequeña capilla de la
Confraternidad llamada “de los Penitentes grises”.
Sucedió que ese mismo día la ciudad de Aviñón sufrió una inundación a causa del desborde del río que la atraviesa, el Ródano.
Dos miembros de la confraternidad lograron llegar con una barca a la capilla donde el Santísimo Sacramento estaba expuesto. Cuando entraron
al interior de la capilla vieron que las aguas se habían separado a izquierda y derecha, de modo que el altar y la Custodia estaban totalmente
secos.



Desde el principio, la Iglesia comprendió las palabras de la consagración:
como parte de la oración rezada junto con Jesús;
como parte central de la alabanza impregnada de gratitud, a través de la cual Dios nos dona
nuevamente el fruto de la tierra y del trabajo del hombre como cuerpo y sangre de Jesús,
como auto-donación de Dios mismo en el amor del Hijo que nos acoge (cf. Jesús de Nazaret, II, p. 154).

Participando en la Eucaristía, nutriéndonos de la carne y de la Sangre del Hijo de Dios, unimos nuestra
oración a la del Cordero pascual en su noche suprema, para que nuestra vida no se pierda, no obstante
nuestra debilidad y nuestras infidelidades, sino que sea transformada.
ALKMAAR HOLANDA,
                                                                        En 1429, en la Catedral de San Lorenzo
                                                                        de la ciudad de Alkmaar, un sacerdote
                                                                        llamado Folkert estaba celebrando su
                                                                        primera Misa.
                                                                        Luego de la consagración, el sacerdote
                                                                        derramó accidentalmente el vino
                                                                        consagrado sobre el altar y la casulla.
                                                                        Milagrosamente, este mismo vino se
                                                                        transformó en Sangre.
                                                                        Todo esfuerzo fue inútil por remover las
                                                                        huella de Sangre de la casulla

                                         La preciada Reliquia de la casulla bañada de Sangre se conserva hasta
                                         hoy en la Catedral de San Lorenzo, en Alkmaar.



                                        Queridos amigos, pidamos al Señor que nuestra
                                        participación en su Eucaristía, indispensable para la vida
                                        cristiana, después de prepararnos debidamente, también
                                        con el sacramento de la Penitencia, sea siempre el punto
                                        más alto de toda nuestra oración.


Pidamos que, unidos profundamente en su mismo ofrecimiento al Padre, también nosotros
transformemos nuestras cruces en sacrificio, libre y responsable, de amor a Dios y a los hermanos.

Gracias.
CHIRATTAKONAM                                                          “[…]
ARQUIDIÓCESIS DE TRIVANDRUM,                                           Para nosotros creyentes, aquello que
INDIA.                                                                 hemos visto es algo que siempre
Este Milagro Eucarístico se ha                                         hemos creído
verificado recientemente, el 5 de                                      […].
mayo de 2001 en Trivandrum.                                             Si nuestro Señor está
En la Hostia apareció el rostro de un                                  hablándonos a través de este
hombre que asemeja a Cristo,                                           signo, ciertamente reclama una
coronado de espinas.                                                   respuesta de parte nuestra”.
 Su Beatitud Cyril Mar Baselice,
Arzobispo de la diócesis de                                            La Custodia que conserva la
Trivandrum, ha escrito refiriéndose al                                 Hostia milagrosa se conserva
Prodigio:                                                              hasta hoy en la iglesia.




Saludos
(En francés)
Siguiendo a Jesús, transformad vuestras cruces personales en sacrificio de amor a Dios y a los
demás, y por el sacramento de la Penitencia, preparaos dignamente a participar en la
Eucaristía, culmen de la oración cristiana.
(En español)
Saludo a los peregrinos de lengua española, en particular a los grupos provenientes de España, México
y otros países latinoamericanos. Invito a todos a participar con fe y devoción en la Eucaristía, a unirse
más profundamente a la ofrenda de alabanza y bendición de Jesús al Padre, y así poder trasformar
vuestra cruz en sacrificio libre y responsable, en amor a Dios y a los hermanos. Muchas gracias.
En cambio, ese mismo día, el pueblo
MORNE-ROUGE                                                               de Morne-Rouge se salvó
ISLA MARTINICA.                                                           milagrosamente aún cuando estaba a
En la mañana del 8 de mayo de                                             las faldas del volcán.
1902, el volcán de la montaña Pelée                                       El hecho prodigioso fue acompañado
erupcionó.                                                                con la aparición de Jesús y de
La lava llegó inmediatamente a la                                         su Sagrado Corazón en el
ciudad de Saint-Pierre, estruyéndola                                      Santísimo Sacramento expuesto para
completamente.                                                            la adoración pública.
                                                                          Fueron muchos los
                                                                          testigos que pudieron asistir




(A los peregrinos polacos)
Cuando con Jesús entramos en el Cenáculo y, debidamente preparados, nos acercamos a la mesa del
Señor, nos damos cuenta de que la participación en la Eucaristía, indispensable para la vida
cristiana, es al mismo tiempo la escuela y el culmen de nuestra oración. Unidos a Cristo, por él, con él y
en él, en la unidad del Espíritu Santo, damos gloria al Padre.
(A los jóvenes, los enfermos y los recién casados)
La fiesta del Bautismo del Señor, que celebramos el domingo pasado, nos ofrece la oportunidad de
recordar nuestro Bautismo. Queridos jóvenes, vivid con alegría vuestra pertenencia a la Iglesia, que es
la familia de Jesús. Queridos enfermos, la gracia del Bautismo alivie vuestros sufrimientos y os impulse
a ofrecérselos a Cristo por la salvación de la humanidad. Y vosotros, queridos recién casados, que
comenzáis vuestro camino conyugal, fundad vuestro matrimonio en la fe, recibida en regalo el día de
vuestro Bautismo».
ANEXO http://es.wikipedia.org/wiki/Monte_Pel%C3%A9e
                                            Saldo final
                                            El saldo aproximado de la explosión fue el siguiente:
                                            La destrucción total de St. Pierre, entonces capital y centro
                                            económico de la isla (8 de mayo);
                                            Destrucción parcial de Morne Rouge y otros asentamientos
                                            en las laderas sur y este (30 de mayo);
                                            Grandes daños en las ciudades de Prêcheur, Grand-
                                            Rivière, Basse-Pointe y Ajoupa-Bouillon.
                                            La pérdida de más de 29.000 vidas humanas (28.000 el 8 de
                                            mayo y unas 1.000 el 30)[4] .
                                            Estadísticas y comparaciones
                                            El fenómeno de 1902 detenta algunos luctuosos registros
                                            estadísticos:
                                            Fue el peor desastre volcánico del mundo en el siglo XX en
                                            cuanto a pérdidas humanas.[17]
                                            A este respecto, esta erupción fue la tercera asesina más
                                            grande de todos los tiempos, después de las erupciones del
                                            Tambora de 1815 (92.000 muertos) y del Krakatoa de 1883
                                            (36.000 muertos), ambas en Indonesia.
                                            La única catástrofe de su tipo de todos los tiempos ocurrida
                                            en territorio francés.
                                            Resultó ser la tercera erupción más potente del siglo XX, solo
                                            superada por las colosales explosiones de los montes
                                            Pinatubo (Filipinas, 1991) y Santa Helena (Estados
                                            Unidos, 1980).[18]
                                            Su furia destructiva fue comparable a la del volcán
                                            Vesubio, que destruyó Pompeya en 79 tanto en daños
                                            materiales como en número de víctimas fatales.




Wikimedia Commons File:1902-pelee-map.jpg

Más contenido relacionado

La actualidad más candente

La actualidad más candente (20)

Celebremos La Eucaristia
Celebremos La EucaristiaCelebremos La Eucaristia
Celebremos La Eucaristia
 
Folleto semana santa 2013
Folleto semana santa 2013Folleto semana santa 2013
Folleto semana santa 2013
 
La Eucaristia
La Eucaristia La Eucaristia
La Eucaristia
 
Material triduo pascual para alumnos
Material triduo pascual para alumnosMaterial triduo pascual para alumnos
Material triduo pascual para alumnos
 
Triduo Pascual
Triduo PascualTriduo Pascual
Triduo Pascual
 
19a21 Eucaristia
19a21 Eucaristia19a21 Eucaristia
19a21 Eucaristia
 
Sacramentos EucaristíA
Sacramentos EucaristíASacramentos EucaristíA
Sacramentos EucaristíA
 
Liturgia Semana Santa 2011
Liturgia Semana Santa 2011Liturgia Semana Santa 2011
Liturgia Semana Santa 2011
 
Juego Interactivo pre eucaristico
Juego Interactivo pre eucaristicoJuego Interactivo pre eucaristico
Juego Interactivo pre eucaristico
 
La Misa
La MisaLa Misa
La Misa
 
Sacramentales
SacramentalesSacramentales
Sacramentales
 
Triduo pascual
Triduo pascualTriduo pascual
Triduo pascual
 
La eucaristía
La eucaristíaLa eucaristía
La eucaristía
 
Las Partes De La Misa
Las Partes De La MisaLas Partes De La Misa
Las Partes De La Misa
 
Tema 7
Tema 7Tema 7
Tema 7
 
Triduo pascual
Triduo pascualTriduo pascual
Triduo pascual
 
Cristología misterios luminosos
Cristología misterios luminososCristología misterios luminosos
Cristología misterios luminosos
 
Material resumen para la Cuaresma y Semana Santa
Material resumen para la Cuaresma y Semana SantaMaterial resumen para la Cuaresma y Semana Santa
Material resumen para la Cuaresma y Semana Santa
 
Esquema de la Vigilia Pascual
Esquema de la Vigilia PascualEsquema de la Vigilia Pascual
Esquema de la Vigilia Pascual
 
La eucaristía
La eucaristíaLa eucaristía
La eucaristía
 

Destacado

Juan lyb 1
Juan lyb 1Juan lyb 1
Juan lyb 1JuanLYB
 
Tapas del viernes 11 de mayo
Tapas del viernes 11 de mayoTapas del viernes 11 de mayo
Tapas del viernes 11 de mayoAlejandra Taboada
 
Artificial PDA - Project Presentation
Artificial PDA - Project PresentationArtificial PDA - Project Presentation
Artificial PDA - Project PresentationJay Dihenkar
 
EPINTON_Solution_Architect_Qualified
EPINTON_Solution_Architect_QualifiedEPINTON_Solution_Architect_Qualified
EPINTON_Solution_Architect_QualifiedTonino Pintaudi
 
Books - 「 The Daily Drucker:March 」 Peter F. Drucker
Books - 「 The Daily Drucker:March 」 Peter F. DruckerBooks - 「 The Daily Drucker:March 」 Peter F. Drucker
Books - 「 The Daily Drucker:March 」 Peter F. DruckerKatsuhito Okada
 
the financial performance of MCX with reference to BMA wealth creators
the financial performance of MCX with reference to BMA wealth creatorsthe financial performance of MCX with reference to BMA wealth creators
the financial performance of MCX with reference to BMA wealth creatorsSuma Reddy
 
Topografia Doliny Chochołowskiej
Topografia Doliny ChochołowskiejTopografia Doliny Chochołowskiej
Topografia Doliny ChochołowskiejJan Krzeptowski
 
Advertisement and its effects..
Advertisement and its effects..Advertisement and its effects..
Advertisement and its effects..Ruchi Shrivastava
 
Driving lean transformation (Azadeh Fazl Mashhadi)
Driving lean transformation (Azadeh Fazl Mashhadi)Driving lean transformation (Azadeh Fazl Mashhadi)
Driving lean transformation (Azadeh Fazl Mashhadi)Knowit_TM
 
Snapshot of India Tyre Industry
Snapshot of India Tyre IndustrySnapshot of India Tyre Industry
Snapshot of India Tyre IndustrySuranjan Das
 
Evaluation of management of agricultural credit – a case study on bangladesh ...
Evaluation of management of agricultural credit – a case study on bangladesh ...Evaluation of management of agricultural credit – a case study on bangladesh ...
Evaluation of management of agricultural credit – a case study on bangladesh ...Alexander Decker
 
ASEAN & United Nations
ASEAN & United NationsASEAN & United Nations
ASEAN & United NationsWahab Jumrah
 
Gender, Society and ASEAN
Gender, Society and ASEANGender, Society and ASEAN
Gender, Society and ASEANWahab Jumrah
 

Destacado (16)

PEDDINTI TARAKESAM
PEDDINTI TARAKESAMPEDDINTI TARAKESAM
PEDDINTI TARAKESAM
 
Juan lyb 1
Juan lyb 1Juan lyb 1
Juan lyb 1
 
Tapas del viernes 11 de mayo
Tapas del viernes 11 de mayoTapas del viernes 11 de mayo
Tapas del viernes 11 de mayo
 
Artificial PDA - Project Presentation
Artificial PDA - Project PresentationArtificial PDA - Project Presentation
Artificial PDA - Project Presentation
 
EPINTON_Solution_Architect_Qualified
EPINTON_Solution_Architect_QualifiedEPINTON_Solution_Architect_Qualified
EPINTON_Solution_Architect_Qualified
 
Books - 「 The Daily Drucker:March 」 Peter F. Drucker
Books - 「 The Daily Drucker:March 」 Peter F. DruckerBooks - 「 The Daily Drucker:March 」 Peter F. Drucker
Books - 「 The Daily Drucker:March 」 Peter F. Drucker
 
the financial performance of MCX with reference to BMA wealth creators
the financial performance of MCX with reference to BMA wealth creatorsthe financial performance of MCX with reference to BMA wealth creators
the financial performance of MCX with reference to BMA wealth creators
 
GLR Certificate 2
GLR Certificate 2GLR Certificate 2
GLR Certificate 2
 
Topografia Doliny Chochołowskiej
Topografia Doliny ChochołowskiejTopografia Doliny Chochołowskiej
Topografia Doliny Chochołowskiej
 
Advertisement and its effects..
Advertisement and its effects..Advertisement and its effects..
Advertisement and its effects..
 
Driving lean transformation (Azadeh Fazl Mashhadi)
Driving lean transformation (Azadeh Fazl Mashhadi)Driving lean transformation (Azadeh Fazl Mashhadi)
Driving lean transformation (Azadeh Fazl Mashhadi)
 
Snapshot of India Tyre Industry
Snapshot of India Tyre IndustrySnapshot of India Tyre Industry
Snapshot of India Tyre Industry
 
Evaluation of management of agricultural credit – a case study on bangladesh ...
Evaluation of management of agricultural credit – a case study on bangladesh ...Evaluation of management of agricultural credit – a case study on bangladesh ...
Evaluation of management of agricultural credit – a case study on bangladesh ...
 
ASEAN & United Nations
ASEAN & United NationsASEAN & United Nations
ASEAN & United Nations
 
Gender, Society and ASEAN
Gender, Society and ASEANGender, Society and ASEAN
Gender, Society and ASEAN
 
1St
1St1St
1St
 

Similar a Benedicto XVI sobre la oración de Jesús en la última Cena

Similar a Benedicto XVI sobre la oración de Jesús en la última Cena (20)

LOS SIGNOS DEL PAN Y DEL VINO.pptx
LOS SIGNOS DEL PAN Y DEL VINO.pptxLOS SIGNOS DEL PAN Y DEL VINO.pptx
LOS SIGNOS DEL PAN Y DEL VINO.pptx
 
partes de la misa.pptx
partes de la misa.pptxpartes de la misa.pptx
partes de la misa.pptx
 
18 la eucaristia
18 la eucaristia18 la eucaristia
18 la eucaristia
 
Vida sacramental sta misa ceibos 2012
Vida sacramental sta misa ceibos 2012Vida sacramental sta misa ceibos 2012
Vida sacramental sta misa ceibos 2012
 
Historia de la adoración
Historia de la adoraciónHistoria de la adoración
Historia de la adoración
 
Toda la eucaristía o Santa Misa
Toda la eucaristía o Santa MisaToda la eucaristía o Santa Misa
Toda la eucaristía o Santa Misa
 
Ecclesia de eucharistia
Ecclesia de eucharistiaEcclesia de eucharistia
Ecclesia de eucharistia
 
Ecclesia de eucharistia
Ecclesia de eucharistiaEcclesia de eucharistia
Ecclesia de eucharistia
 
Sobre Semana Santa
Sobre Semana SantaSobre Semana Santa
Sobre Semana Santa
 
25. celebración de la misa
25. celebración de la misa25. celebración de la misa
25. celebración de la misa
 
Eucaristia proyecto
Eucaristia proyectoEucaristia proyecto
Eucaristia proyecto
 
Eucaristia proyecto
Eucaristia proyectoEucaristia proyecto
Eucaristia proyecto
 
Jueves Santo
Jueves SantoJueves Santo
Jueves Santo
 
Corpus Christi (ciclo c)
Corpus Christi  (ciclo c)Corpus Christi  (ciclo c)
Corpus Christi (ciclo c)
 
Fraternidad Alcázar de San Juan Boletín Marzo 2012
Fraternidad Alcázar de San Juan Boletín  Marzo 2012Fraternidad Alcázar de San Juan Boletín  Marzo 2012
Fraternidad Alcázar de San Juan Boletín Marzo 2012
 
LaSantaMisa_002.ppt
LaSantaMisa_002.pptLaSantaMisa_002.ppt
LaSantaMisa_002.ppt
 
Corpus Christi
Corpus  Christi Corpus  Christi
Corpus Christi
 
Religion
ReligionReligion
Religion
 
Ritual de semana santa
Ritual de semana santaRitual de semana santa
Ritual de semana santa
 
Canto del ofertorio
Canto del ofertorioCanto del ofertorio
Canto del ofertorio
 

Más de emilioperucha

10GradosAmorFOTO - copia.pptx..............
10GradosAmorFOTO - copia.pptx..............10GradosAmorFOTO - copia.pptx..............
10GradosAmorFOTO - copia.pptx..............emilioperucha
 
10GradosAmorFOTO - copia.pptx..........................
10GradosAmorFOTO - copia.pptx..........................10GradosAmorFOTO - copia.pptx..........................
10GradosAmorFOTO - copia.pptx..........................emilioperucha
 
Viacruci sde jesús,dictado.a.josefa.menendez.
Viacruci sde jesús,dictado.a.josefa.menendez.Viacruci sde jesús,dictado.a.josefa.menendez.
Viacruci sde jesús,dictado.a.josefa.menendez.emilioperucha
 
7 dolores.virgen.maría.y5apéndices.octubre.2014
7 dolores.virgen.maría.y5apéndices.octubre.20147 dolores.virgen.maría.y5apéndices.octubre.2014
7 dolores.virgen.maría.y5apéndices.octubre.2014emilioperucha
 
Santo rosario.rezopersonalizsept2014.1
Santo rosario.rezopersonalizsept2014.1Santo rosario.rezopersonalizsept2014.1
Santo rosario.rezopersonalizsept2014.1emilioperucha
 
Santo rosario rezo personalizado
Santo rosario rezo personalizadoSanto rosario rezo personalizado
Santo rosario rezo personalizadoemilioperucha
 
Papa.fancisco cuaresmatiempoconversión
Papa.fancisco cuaresmatiempoconversiónPapa.fancisco cuaresmatiempoconversión
Papa.fancisco cuaresmatiempoconversiónemilioperucha
 
Papa.fancisco sacramentos5.unciónenfermos
Papa.fancisco sacramentos5.unciónenfermosPapa.fancisco sacramentos5.unciónenfermos
Papa.fancisco sacramentos5.unciónenfermosemilioperucha
 
Papa.fancisco sacramentos.4.reconciliación
Papa.fancisco sacramentos.4.reconciliaciónPapa.fancisco sacramentos.4.reconciliación
Papa.fancisco sacramentos.4.reconciliaciónemilioperucha
 
Papa.fancisco.sacramento3.cómo vivimos la eucaristía
Papa.fancisco.sacramento3.cómo vivimos la eucaristíaPapa.fancisco.sacramento3.cómo vivimos la eucaristía
Papa.fancisco.sacramento3.cómo vivimos la eucaristíaemilioperucha
 
Papa.fancisco sacramento3.eucaristía
Papa.fancisco sacramento3.eucaristíaPapa.fancisco sacramento3.eucaristía
Papa.fancisco sacramento3.eucaristíaemilioperucha
 
Papa.fancisco sacramentos2.confesion
Papa.fancisco sacramentos2.confesionPapa.fancisco sacramentos2.confesion
Papa.fancisco sacramentos2.confesionemilioperucha
 
Papa.fancisco audienciageneralsemanaoracionunidadcristianos
Papa.fancisco audienciageneralsemanaoracionunidadcristianosPapa.fancisco audienciageneralsemanaoracionunidadcristianos
Papa.fancisco audienciageneralsemanaoracionunidadcristianosemilioperucha
 
Papa.fancisco,.sacramentos,1 bautismo2.fruto
Papa.fancisco,.sacramentos,1 bautismo2.frutoPapa.fancisco,.sacramentos,1 bautismo2.fruto
Papa.fancisco,.sacramentos,1 bautismo2.frutoemilioperucha
 
Benedict16.pecado original.en.s.pablo
Benedict16.pecado original.en.s.pabloBenedict16.pecado original.en.s.pablo
Benedict16.pecado original.en.s.pabloemilioperucha
 
Papa.francisco.catequesis sacramentos.bautismo
Papa.francisco.catequesis sacramentos.bautismoPapa.francisco.catequesis sacramentos.bautismo
Papa.francisco.catequesis sacramentos.bautismoemilioperucha
 
Papa.fancisco,¡jesús es dios con nosotros! 
Papa.fancisco,¡jesús es dios con nosotros! Papa.fancisco,¡jesús es dios con nosotros! 
Papa.fancisco,¡jesús es dios con nosotros! emilioperucha
 
Papa.fancisco añofe46.resurrección,cristo.y.nuestra.resurrección
Papa.fancisco añofe46.resurrección,cristo.y.nuestra.resurrecciónPapa.fancisco añofe46.resurrección,cristo.y.nuestra.resurrección
Papa.fancisco añofe46.resurrección,cristo.y.nuestra.resurrecciónemilioperucha
 
Papa.fancisco añofe47.juiciofinal
Papa.fancisco añofe47.juiciofinalPapa.fancisco añofe47.juiciofinal
Papa.fancisco añofe47.juiciofinalemilioperucha
 
Benedicto16.papa franciscoaño.fe.0.catequesis2012 13
Benedicto16.papa franciscoaño.fe.0.catequesis2012 13Benedicto16.papa franciscoaño.fe.0.catequesis2012 13
Benedicto16.papa franciscoaño.fe.0.catequesis2012 13emilioperucha
 

Más de emilioperucha (20)

10GradosAmorFOTO - copia.pptx..............
10GradosAmorFOTO - copia.pptx..............10GradosAmorFOTO - copia.pptx..............
10GradosAmorFOTO - copia.pptx..............
 
10GradosAmorFOTO - copia.pptx..........................
10GradosAmorFOTO - copia.pptx..........................10GradosAmorFOTO - copia.pptx..........................
10GradosAmorFOTO - copia.pptx..........................
 
Viacruci sde jesús,dictado.a.josefa.menendez.
Viacruci sde jesús,dictado.a.josefa.menendez.Viacruci sde jesús,dictado.a.josefa.menendez.
Viacruci sde jesús,dictado.a.josefa.menendez.
 
7 dolores.virgen.maría.y5apéndices.octubre.2014
7 dolores.virgen.maría.y5apéndices.octubre.20147 dolores.virgen.maría.y5apéndices.octubre.2014
7 dolores.virgen.maría.y5apéndices.octubre.2014
 
Santo rosario.rezopersonalizsept2014.1
Santo rosario.rezopersonalizsept2014.1Santo rosario.rezopersonalizsept2014.1
Santo rosario.rezopersonalizsept2014.1
 
Santo rosario rezo personalizado
Santo rosario rezo personalizadoSanto rosario rezo personalizado
Santo rosario rezo personalizado
 
Papa.fancisco cuaresmatiempoconversión
Papa.fancisco cuaresmatiempoconversiónPapa.fancisco cuaresmatiempoconversión
Papa.fancisco cuaresmatiempoconversión
 
Papa.fancisco sacramentos5.unciónenfermos
Papa.fancisco sacramentos5.unciónenfermosPapa.fancisco sacramentos5.unciónenfermos
Papa.fancisco sacramentos5.unciónenfermos
 
Papa.fancisco sacramentos.4.reconciliación
Papa.fancisco sacramentos.4.reconciliaciónPapa.fancisco sacramentos.4.reconciliación
Papa.fancisco sacramentos.4.reconciliación
 
Papa.fancisco.sacramento3.cómo vivimos la eucaristía
Papa.fancisco.sacramento3.cómo vivimos la eucaristíaPapa.fancisco.sacramento3.cómo vivimos la eucaristía
Papa.fancisco.sacramento3.cómo vivimos la eucaristía
 
Papa.fancisco sacramento3.eucaristía
Papa.fancisco sacramento3.eucaristíaPapa.fancisco sacramento3.eucaristía
Papa.fancisco sacramento3.eucaristía
 
Papa.fancisco sacramentos2.confesion
Papa.fancisco sacramentos2.confesionPapa.fancisco sacramentos2.confesion
Papa.fancisco sacramentos2.confesion
 
Papa.fancisco audienciageneralsemanaoracionunidadcristianos
Papa.fancisco audienciageneralsemanaoracionunidadcristianosPapa.fancisco audienciageneralsemanaoracionunidadcristianos
Papa.fancisco audienciageneralsemanaoracionunidadcristianos
 
Papa.fancisco,.sacramentos,1 bautismo2.fruto
Papa.fancisco,.sacramentos,1 bautismo2.frutoPapa.fancisco,.sacramentos,1 bautismo2.fruto
Papa.fancisco,.sacramentos,1 bautismo2.fruto
 
Benedict16.pecado original.en.s.pablo
Benedict16.pecado original.en.s.pabloBenedict16.pecado original.en.s.pablo
Benedict16.pecado original.en.s.pablo
 
Papa.francisco.catequesis sacramentos.bautismo
Papa.francisco.catequesis sacramentos.bautismoPapa.francisco.catequesis sacramentos.bautismo
Papa.francisco.catequesis sacramentos.bautismo
 
Papa.fancisco,¡jesús es dios con nosotros! 
Papa.fancisco,¡jesús es dios con nosotros! Papa.fancisco,¡jesús es dios con nosotros! 
Papa.fancisco,¡jesús es dios con nosotros! 
 
Papa.fancisco añofe46.resurrección,cristo.y.nuestra.resurrección
Papa.fancisco añofe46.resurrección,cristo.y.nuestra.resurrecciónPapa.fancisco añofe46.resurrección,cristo.y.nuestra.resurrección
Papa.fancisco añofe46.resurrección,cristo.y.nuestra.resurrección
 
Papa.fancisco añofe47.juiciofinal
Papa.fancisco añofe47.juiciofinalPapa.fancisco añofe47.juiciofinal
Papa.fancisco añofe47.juiciofinal
 
Benedicto16.papa franciscoaño.fe.0.catequesis2012 13
Benedicto16.papa franciscoaño.fe.0.catequesis2012 13Benedicto16.papa franciscoaño.fe.0.catequesis2012 13
Benedicto16.papa franciscoaño.fe.0.catequesis2012 13
 

Benedicto XVI sobre la oración de Jesús en la última Cena

  • 1. BENEDICTO XVI AUDIENCIA GENERAL Sala Pablo VI Miércoles 11 de enero de 2012 Oración de Jesús en la última Cena El color amarillo en letras o de fondo indica texto de la Cesárea catequesis. de Filipo: http://www.vatican.va/holy_father/benedict_xvi/audiences/2 Dibujo y 011/index_sp.htm estado Presentación diseñada por Emilio Perucha Herranz , 8 de actual junio 2012.
  • 2. Queridos hermanos y hermanas: En nuestro camino de reflexión sobre la oración de Jesús, que nos presentan los Evangelios, quiero meditar hoy sobre el momento, especialmente solemne, de su oración en la última Cena. El trasfondo temporal y emocional del convite en el que Jesús se despide de sus amigos es la inminencia de su muerte, que él siente ya cercana. Jesús había comenzado a hablar de su Pasión ya desde hacía tiempo, tratando incluso de implicar cada vez más a sus discípulos en esta perspectiva. El Evangelio según san Marcos relata que desde el comienzo del viaje hacia Jerusalén, en los poblados de la lejana Cesarea de Filipo, Jesús había comenzado «a instruirlos: “el Hijo del hombre tiene que padecer mucho, ser reprobado por los ancianos, sumos sacerdotes y escribas, ser ejecutado y resucitar a los tres días”» (Mc 8, 31).
  • 3. Además, precisamente en los días en que se preparaba para despedirse de sus discípulos, la vida del pueblo estaba marcada por la cercanía de la Pascua, o sea, del memorial de la liberación de Israel de Egipto. Esta liberación, experimentada en el pasado y esperada de nuevo en el presente y para el futuro, se revivía en las celebraciones familiares de la Pascua. La última Cena se inserta en este contexto, pero con una novedad de fondo. Jesús mira a su pasión, muerte y resurrección, siendo plenamente consciente de ello. Él quiere vivir esta Cena con sus discípulos con un carácter totalmente especial y distinto de los demás convites; es su Cena, en la que dona Algo totalmente nuevo: se dona a sí mismo. De este modo, Jesús celebra su Pascua, anticipa su cruz y su resurrección.
  • 4. Esta novedad la pone de relieve la cronología de la última Cena en el Evangelio de san Juan, el cual no la describe como la cena pascual, precisamente porque Jesús quiere inaugurar algo nuevo, celebrar su Pascua, vinculada ciertamente a los acontecimientos del Éxodo. Para san Juan, Jesús murió en la cruz precisamente en el momento en que, en el templo de Jerusalén, se inmolaban los corderos pascuales. ¿Cuál es entonces el núcleo de esta Cena? Son los gestos de partir el pan, de distribuirlo a los suyos y de compartir el cáliz del vino con las palabras que los acompañan y en el contexto de oración en el que se colocan: es la institución de la Eucaristía, es la gran oración de Jesús y de la Iglesia. Pero miremos un poco más de cerca este momento.
  • 5. Ante todo, las tradiciones neotestamentarias de la institución de la Eucaristía (cf. 1 Co 11, 23-25; Lc 22, 14-20; Mc 14, 22-25; Mt 26, 26-29), al indicar la oración que introduce los gestos y las palabras de Jesús sobre el pan y sobre el vino, usan dos verbos paralelos y complementarios. San Pablo y san Lucas hablan de eucaristía/acción de gracias: «tomando pan, después de pronunciar la acción de gracias, lo partió y se lo dio» (Lc 22, 19). San Marcos y san Mateo, en cambio, ponen de relieve el aspecto de eulogia/bendición: «tomó pan y, pronunciando la bendición, lo partió y se lo dio» (Mc 14, 22). Ambos términos griegos eucaristeín y eulogeín remiten a la berakha judía, es decir, a la gran oración de acción de gracias y de bendición de la tradición de Israel con la que comenzaban los grandes convites. El Milagro Eucarístico de Augsburg, conocido por sus habitantes como el “Wunderbarlichen Gutes” o “Bien Milagroso”, Augsburg, 1194 Nota: Me parece oportuno insertar imágenes de milagros eucarísticos. Para ampliar la reseña que haga de la imagen se puede contactar con la página donde las he obtenido es, la Iglesia Vaticano Fotográfico Exhibición Internacional de Los Milagros Eucarísticos del Mundo (se traduce a varios idiomas), cuya dirección es: http://www.therealpresence.org/ A partir diapositiva 7 sigo orden alfabético de país y ciudad, para evitar preferencias.
  • 6. Las dos palabras griegas indican las dos direcciones intrínsecas y complementarias de esta oración. La berakha, en efecto, es ante todo acción de gracias y alabanza que sube a Dios por el don recibido: en la última Cena de Jesús, se trata del pan —elaborado con el trigo que Dios hace germinar y crecer de la tierra— y del vino, elaborado con el fruto madurado en los viñedos. Esta oración de alabanza y de acción de gracias, que se eleva hacia Dios, vuelve como bendición, que baja desde Dios sobre el don y lo enriquece. Al dar gracias, la alabanza a Dios se convierte en bendición, y el don ofrecido a Dios vuelve al hombre bendecido por el Todopoderoso. Las palabras de la institución de la Eucaristía se sitúan en este contexto de oración; en ellas la alabanza y la bendición de la berakha se transforman en bendición y conversión del pan y del vino en el Cuerpo y en la Sangre de Jesús. Guadalupe, 1420
  • 7. En San Georgenberg-Fiecht, ubicado en el valle del Inn, hubo un Milagro Eucarístico en 1310. Durante una Misa, el sacerdote fue asaltado por dudas acerca de la presencia real de Jesús en las especies consagradas. Inmediatamente después de la consagración, el vino apareció visiblemente convertido en Sangre, que parecía hervir hasta derramarse del cáliz. En 1480, luego de 170 años, la Santa Sangre se encontraba “fresca como si hubiese brotado hoy de una herida”, escribía un cronista de la época. Custodia del 1719 hecha en plata y oro Actualmente la Reliquia sigue siendo custodiada para custodiar la en el Monasterio de San Georgberg. preciosa Sangre del Austria Fiecht, 1310 Milagro Antes de las palabras de la institución se realizan los gestos: el de partir el pan y el de ofrecer el vino. Quien parte el pan y pasa el cáliz es ante todo el jefe de familia, que acoge en su mesa a los familiares; pero estos gestos son también gestos de hospitalidad, de acogida del extranjero, que no forma parte de la casa, en la comunión convival. En la cena con la que Jesús se despide de los suyos, estos mismos gestos adquieren una profundidad totalmente nueva: él da un signo visible de acogida en la mesa en la que Dios se dona. Jesús se ofrece y se comunica él mismo en el pan y en el vino.
  • 8. El Milagro Eucarístico de Bois-Seigneur- Isaac se manifestó cuando la Hostia consagrada sangró, tiñendo un Corporal. El 3 de mayo de 1413, el Obispo de Cambrai, Pierre d’Ailly, autorizó el culto a la Sagrada Reliquia. El 3 de enero de 1424, el Papa Martín V aprobó la construcción del Monasterio de Bois-Seigneur-Isaac, que hasta hoy en día sigue siendo meta de peregrinajes. Bélgica Bois-Seigneur-Isaac, 1405 ¿Pero cómo puede realizarse todo esto? ¿Cómo puede Jesús darse, en ese momento, él mismo? Jesús sabe que están por quitarle la vida a través del suplicio de la cruz, la pena capital de los hombres no libres, la que Cicerón definía la mors turpissima crucis. Con el don del pan y del vino que ofrece en la última Cena Jesús anticipa su muerte y su resurrección realizando lo que había dicho en el discurso del Buen Pastor: «Yo entrego mi vida para poder recuperarla. Nadie me la quita, sino que yo la entrego libremente. Tengo poder para entregarla y tengo poder para recuperarla: este mandato he recibido de mi Padre» (Jn 10, 17-18). Él, por lo tanto, ofrece por anticipado la vida que se le quitará, y, de este modo, transforma su muerte violenta en un acto libre de donación de sí mismo por los demás y a los demás. La violencia sufrida se transforma en un sacrificio activo, libre y redentor.
  • 9. En la oración, iniciada según las formas rituales de la tradición bíblica, Jesús muestra una vez más su identidad y la decisión de cumplir hasta el fondo su misión de amor total, de entrega en obediencia a la voluntad del Padre. La profunda originalidad de la donación de sí a los suyos, a través del memorial eucarístico, es la cumbre de la oración que caracteriza la cena de despedida con los suyos. Contemplando los gestos y las palabras de Jesús de aquella noche, vemos claramente que la relación íntima y constante con el Padre es el ámbito donde él realiza el gesto de dejar a los suyos, y a cada uno de nosotros, el Sacramento del amor, el «Sacramentum caritatis». Por dos veces en el cenáculo resuenan las palabras: «Haced esto en memoria mía» (1 Co 11, 24.25). Él celebra su Pascua con la donación de sí, convirtiéndose en el verdadero Cordero que lleva a cumplimiento todo el culto antiguo. Por ello, san Pablo, hablando a los cristianos de Corinto, afirma: «Cristo, nuestra Pascua [nuestro Cordero pascual], ha sido inmolado. Así pues, celebremos... La isla de Tumaco, milagrosamente sobrevivió de la catástrofe gracias a la bendición que impartió el con los panes ácimos de la sinceridad y la verdad» (1 padre Gerardo Larrondo con el Santísimo Co 5, 7-8). Sacramento Colombia Tumaco, 1906
  • 10. Anexo:Terremotos de mayor magnitud De Wikipedia, la enciclopedia libre (Redirigido desde Anexo:Grandes terremotos del mundo) La siguiente tabla presenta los terremotos de mayor magnitud sucedidos desde el 1813 a. C. (el primer terremoto registrado) hasta la actualidad. Terremotos más fuertes por magnitud En esta tabla se resumen los sismos más grandes del mundo de los cuales se tiene noticia. Acerca de la información de esta tabla: Nº Fecha y Magnitud Nombre País Lugar y Muertes hora coordenadas 10 31 enero 2006 8,8Mw Terremoto Ecuador y Ecuador y Frente a las costas 1.500 15,36 Colombia 2006 Colombia de Esmeraldas 1°0′N 81°30′O Tsunami En Tumaco, Colombia las olas del Tsunami alcanzaron una altura de 5 metros. Fueron las olas que alcanzaron mayor altura registrada del tsunami. En Hilo, Hawaii las olas alcanzaron una altura de 1,8 metros de altura. Ademas el Tsunami también alcanzo las costas de Costa Rica, México, California y Japón. Daños La mayoria de los daños se produjeron por culpa del Tsunami en los pueblos de Rio Verde en Ecuador y Micay [relativamente cercano a Tumaco] en Colombia. Se estima que el numero de muertes es entre 500 y 1500.
  • 11. En Ludbreg (Croacia), en al año 1411, un sacerdote dudó durante la Misa de la presencia real del Cuerpo y la Sangre de Cristo en las especies eucarísticas consagradas. Inmediatamente después de la consagración del vino, se tranformó en Sangre. Hasta nuestros días, la preciosa Reliquia de la Sangre del Milagro atrae cada año a miles de fieles. La Reliquia de la Preciosísima Sangre se conserva perfectamente intacta, desde el año 1721 en la custodia de esta imagen. El evangelista san Lucas ha conservado otro elemento valioso de los acontecimientos de la última Cena, que nos permite ver la profundidad conmovedora de la oración de Jesús por los suyos en aquella noche: la atención por cada uno. Partiendo de la oración de acción de gracias y de bendición, Jesús llega al don eucarístico, al don de sí mismo, y, mientras dona la realidad sacramental decisiva, se dirige a Pedro. Ya para terminar la cena, le dice: «Simón, Simón, mira que Satanás os ha reclamado para cribaros como trigo. Pero yo he pedido por ti, para que tu fe no se apague. Y tú, cuando te hayas convertido, confirma a tus hermanos» (Lc 22, 31-32). La oración de Jesús, cuando se acerca la prueba también para sus discípulos, sostiene su debilidad, su dificultad para comprender que el camino de Dios pasa a través del Misterio pascual de muerte y resurrección, anticipado en el ofrecimiento del pan y del vino.
  • 12. La narración de este Milagro Eucarístico se remonta a los primeros siglos del cristianismo y forma parte de la colección de apotegmas de los Padres del desierto. Estos monjes vivían en Egipto como eremitas para seguir el ejemplo de San Antonio Abad. Un monje fue asaltado por ciertas dudas acerca de la presencia real de Jesús en el pan y el vino consagrados. Durante la Misa, luego de la consagración, en vez del pan, apareció el Niño Jesús. En esa misma Misa estuvieron presentes otros tres monjes que tuvieron la misma visión La Eucaristía es alimento de los peregrinos que se convierte en fuerza incluso para quien está cansado, extenuado y desorientado. Y la oración es especialmente por Pedro, para que, una vez convertido, confirme a sus hermanos en la fe. El evangelista san Lucas recuerda que fue precisamente la mirada de Jesús la que buscó el rostro de Pedro en el momento en que acababa de realizar su triple negación, para darle la fuerza de retomar el camino detrás de él: «Y enseguida, estando todavía él hablando, cantó un gallo. El Señor, volviéndose, le echó una mirada a Pedro, y Pedro se acordó de la palabra que el Señor le había dicho» (Lc 22, 60-61).
  • 13. ALBORAYA-ALMÁCERA ESPAÑA, 1348 Milagro Eucarístico En el año 1348 sucedió que un sacerdote quiso visitar a algunos enfermos para distribuirles la Comunión. En el camino, mientras intentaba atravesar un río, resbaló en el agua y la píside que contenía las Hostias escapó de sus manos. El sacerdote no tuvo otro remedio que renunciar a la búsqueda de las Hostias dispersas en la corriente. De pronto, algunos pescadores lo condujeron a la orilla porque habían visto que algunos peces tenían en la boca como unos discos blancos que parecían Hostias. Las Partículas pudieron ser recuperadas y luego llevadas en solemne procesión, en compañía de todo el pueblo, hacia la iglesia. Queridos hermanos y hermanas, participando en la Eucaristía, vivimos de modo extraordinario la oración que Jesús hizo y hace continuamente por cada uno a fin de que el mal, que todos encontramos en la vida, no llegue a vencer, y obre en nosotros la fuerza transformadora de la muerte y resurrección de Cristo. En la Eucaristía la Iglesia responde al mandamiento de Jesús: «Haced esto en memoria mía» (Lc 22, 19; cf. 1 Co 11, 24-26); repite la oración de acción de gracias y de bendición y, con ella, las palabras de la transustanciación del pan y del vino en el Cuerpo y la Sangre del Señor. En nuestras Eucaristías somos atraídos a aquel momento de oración, nos unimos siempre de nuevo a la oración de Jesús.
  • 14. Vitral del interior de la iglesia con la Altar donde ocurrió el Prodigio representación del Milagro AVIGNONE FRANCIA, El 30 de noviembre de 1433 fue expuesto el Santísimo Sacramento para la adoración pública en la pequeña capilla de la Confraternidad llamada “de los Penitentes grises”. Sucedió que ese mismo día la ciudad de Aviñón sufrió una inundación a causa del desborde del río que la atraviesa, el Ródano. Dos miembros de la confraternidad lograron llegar con una barca a la capilla donde el Santísimo Sacramento estaba expuesto. Cuando entraron al interior de la capilla vieron que las aguas se habían separado a izquierda y derecha, de modo que el altar y la Custodia estaban totalmente secos. Desde el principio, la Iglesia comprendió las palabras de la consagración: como parte de la oración rezada junto con Jesús; como parte central de la alabanza impregnada de gratitud, a través de la cual Dios nos dona nuevamente el fruto de la tierra y del trabajo del hombre como cuerpo y sangre de Jesús, como auto-donación de Dios mismo en el amor del Hijo que nos acoge (cf. Jesús de Nazaret, II, p. 154). Participando en la Eucaristía, nutriéndonos de la carne y de la Sangre del Hijo de Dios, unimos nuestra oración a la del Cordero pascual en su noche suprema, para que nuestra vida no se pierda, no obstante nuestra debilidad y nuestras infidelidades, sino que sea transformada.
  • 15. ALKMAAR HOLANDA, En 1429, en la Catedral de San Lorenzo de la ciudad de Alkmaar, un sacerdote llamado Folkert estaba celebrando su primera Misa. Luego de la consagración, el sacerdote derramó accidentalmente el vino consagrado sobre el altar y la casulla. Milagrosamente, este mismo vino se transformó en Sangre. Todo esfuerzo fue inútil por remover las huella de Sangre de la casulla La preciada Reliquia de la casulla bañada de Sangre se conserva hasta hoy en la Catedral de San Lorenzo, en Alkmaar. Queridos amigos, pidamos al Señor que nuestra participación en su Eucaristía, indispensable para la vida cristiana, después de prepararnos debidamente, también con el sacramento de la Penitencia, sea siempre el punto más alto de toda nuestra oración. Pidamos que, unidos profundamente en su mismo ofrecimiento al Padre, también nosotros transformemos nuestras cruces en sacrificio, libre y responsable, de amor a Dios y a los hermanos. Gracias.
  • 16. CHIRATTAKONAM “[…] ARQUIDIÓCESIS DE TRIVANDRUM, Para nosotros creyentes, aquello que INDIA. hemos visto es algo que siempre Este Milagro Eucarístico se ha hemos creído verificado recientemente, el 5 de […]. mayo de 2001 en Trivandrum. Si nuestro Señor está En la Hostia apareció el rostro de un hablándonos a través de este hombre que asemeja a Cristo, signo, ciertamente reclama una coronado de espinas. respuesta de parte nuestra”. Su Beatitud Cyril Mar Baselice, Arzobispo de la diócesis de La Custodia que conserva la Trivandrum, ha escrito refiriéndose al Hostia milagrosa se conserva Prodigio: hasta hoy en la iglesia. Saludos (En francés) Siguiendo a Jesús, transformad vuestras cruces personales en sacrificio de amor a Dios y a los demás, y por el sacramento de la Penitencia, preparaos dignamente a participar en la Eucaristía, culmen de la oración cristiana. (En español) Saludo a los peregrinos de lengua española, en particular a los grupos provenientes de España, México y otros países latinoamericanos. Invito a todos a participar con fe y devoción en la Eucaristía, a unirse más profundamente a la ofrenda de alabanza y bendición de Jesús al Padre, y así poder trasformar vuestra cruz en sacrificio libre y responsable, en amor a Dios y a los hermanos. Muchas gracias.
  • 17. En cambio, ese mismo día, el pueblo MORNE-ROUGE de Morne-Rouge se salvó ISLA MARTINICA. milagrosamente aún cuando estaba a En la mañana del 8 de mayo de las faldas del volcán. 1902, el volcán de la montaña Pelée El hecho prodigioso fue acompañado erupcionó. con la aparición de Jesús y de La lava llegó inmediatamente a la su Sagrado Corazón en el ciudad de Saint-Pierre, estruyéndola Santísimo Sacramento expuesto para completamente. la adoración pública. Fueron muchos los testigos que pudieron asistir (A los peregrinos polacos) Cuando con Jesús entramos en el Cenáculo y, debidamente preparados, nos acercamos a la mesa del Señor, nos damos cuenta de que la participación en la Eucaristía, indispensable para la vida cristiana, es al mismo tiempo la escuela y el culmen de nuestra oración. Unidos a Cristo, por él, con él y en él, en la unidad del Espíritu Santo, damos gloria al Padre. (A los jóvenes, los enfermos y los recién casados) La fiesta del Bautismo del Señor, que celebramos el domingo pasado, nos ofrece la oportunidad de recordar nuestro Bautismo. Queridos jóvenes, vivid con alegría vuestra pertenencia a la Iglesia, que es la familia de Jesús. Queridos enfermos, la gracia del Bautismo alivie vuestros sufrimientos y os impulse a ofrecérselos a Cristo por la salvación de la humanidad. Y vosotros, queridos recién casados, que comenzáis vuestro camino conyugal, fundad vuestro matrimonio en la fe, recibida en regalo el día de vuestro Bautismo».
  • 18. ANEXO http://es.wikipedia.org/wiki/Monte_Pel%C3%A9e Saldo final El saldo aproximado de la explosión fue el siguiente: La destrucción total de St. Pierre, entonces capital y centro económico de la isla (8 de mayo); Destrucción parcial de Morne Rouge y otros asentamientos en las laderas sur y este (30 de mayo); Grandes daños en las ciudades de Prêcheur, Grand- Rivière, Basse-Pointe y Ajoupa-Bouillon. La pérdida de más de 29.000 vidas humanas (28.000 el 8 de mayo y unas 1.000 el 30)[4] . Estadísticas y comparaciones El fenómeno de 1902 detenta algunos luctuosos registros estadísticos: Fue el peor desastre volcánico del mundo en el siglo XX en cuanto a pérdidas humanas.[17] A este respecto, esta erupción fue la tercera asesina más grande de todos los tiempos, después de las erupciones del Tambora de 1815 (92.000 muertos) y del Krakatoa de 1883 (36.000 muertos), ambas en Indonesia. La única catástrofe de su tipo de todos los tiempos ocurrida en territorio francés. Resultó ser la tercera erupción más potente del siglo XX, solo superada por las colosales explosiones de los montes Pinatubo (Filipinas, 1991) y Santa Helena (Estados Unidos, 1980).[18] Su furia destructiva fue comparable a la del volcán Vesubio, que destruyó Pompeya en 79 tanto en daños materiales como en número de víctimas fatales. Wikimedia Commons File:1902-pelee-map.jpg