Lección;
9 del 21 al 27 de noviembre de 2015
“Entonces David, asiendo
de sus vestidos, los rasgó;
y lo mismo hicieron los
...
SABADO - 21 DE NOVIEMBRE
Introducción
La victoria estaba en el aire. Los despojos
estaban por todas partes. David, sus pod...
LUNES - 23 DE NOVIEMBRE ►
T ....
Lee el Textoclave de esta semana (2 Sam. 1:11,
12). La noticia de las muertes de Saúl y J...
X MARTES - 24 DE NOVIEMBRE
¿Lo sabías?
• El lamento es una canción o un poema que
expresa dolor, arrepentimiento o luto. M...
-MIERCOLES - 25 DE NOVIEMBRE
Lee los Versículos de impacto de esta semana
y descubre la promesa dada por Dios a cada uno
d...
le habían quitado. ¡Yfue una victoria segura! Y es eso lo que Dios desea que suceda tam-
El secreto del éxito de David est...
Próxima SlideShare
Cargando en…5
×

Lección 9 | Juveniles | Un triste final | Escuela Sabática

708 visualizaciones

Publicado el

Lección 9 | Juveniles | Un triste final | Escuela Sabática
http://escuelasabaticakids.com/

Publicado en: Educación
0 comentarios
0 recomendaciones
Estadísticas
Notas
  • Sé el primero en comentar

  • Sé el primero en recomendar esto

Sin descargas
Visualizaciones
Visualizaciones totales
708
En SlideShare
0
De insertados
0
Número de insertados
270
Acciones
Compartido
0
Descargas
1
Comentarios
0
Recomendaciones
0
Insertados 0
No insertados

No hay notas en la diapositiva.

Lección 9 | Juveniles | Un triste final | Escuela Sabática

  1. 1. Lección; 9 del 21 al 27 de noviembre de 2015 “Entonces David, asiendo de sus vestidos, los rasgó; y lo mismo hicieron los hombres que estaban con él. Y lloraron y lamentaron y ayunaron hasta la noche, por Saúl y por Jonatán su hijo, por el pueblo de Jehová y por la casa de Israel, porque habían caída a filo de espada”(2 S a m ^ 1:11, 12). 50
  2. 2. SABADO - 21 DE NOVIEMBRE Introducción La victoria estaba en el aire. Los despojos estaban por todas partes. David, sus podero­ sos guerreros, y también sus familias, levan­ taron la voz exultantes. Ellos habían acabado de derrotar a los detestables amalecitas, quie­ nes habían quemado sus casas en Ziclag y lle­ vado cautivos a sus esposas e hijos. La con­ memoración se volvió más estupenda porque el rescate había sido bastante osado (1 Sam. 30). David y sus hombres lograron destruir a los amalecitas y rescatar a todos los cautivos sin que ninguno de ellos acabara herido. Fue una gran victoria militar, un testimonio de la protección divina sobre su pueblo. Mientras ellos estaban conmemorando la victoria lograda contra los amalecitas, otra triste aventura estaba llegando a su fin. Saúl, completamente derrotado por los filisteos, se lanzó sobre su espada y cometió suicidio a fin de evitar la humillación en las manos de los enemigos (1 Sam. 31). Un joven amalecita, viendo esto, le llevó la noticia a David, junta­ mente con la corona y el brazalete de Saúl (2 Sam. 1), y afirmó que había sido él quien ha­ bía puesto fin a la vida de Saúl. Eljoven amalecita esperaba que David con­ memorase la muerte desu archienemigo. Aquel estaba totalmente equivocado. David se puso tan furioso porque el joven extranjero osó ma­ tar al ungido del Señor que ordenó a uno de sus hombres matarlo inmediatamente. Des­ pués, lloró profundamente por la pérdida del rey de Israel, y de su mejor amigo, Jonatán. El respeto de David por el ungido del Señor no conocía límites, tal como se puede eviden­ ciar en su lamento. Así actúan los hombres que verdaderamente aman a Dios. O DOMINGO - 22 DE NOVIEMBRE b M L ~ •5 ^ V Estudiando y aplicando la historia Lee en tu Biblia el texto de 2 Samuel 1:17 al 27. David, sus hombres y sus familias habían acabado de regresar a sus casas quemadas después de un esforzado rescate de manos de los amalecitas. Mientras ellos se esforza- ¿Quién estaba oyendo el lamento de David? ¿Cuál es el objetivo del lamento de David? ¿Por qué él obliga a todos los hombres de Judá a aprender ese lamento y transmitirlo a todas las generaciones futuras? ban por averiguar los estragos en las ciudades y en sus hogares, un amalecita trajo las noti­ cias de la muerte de Saúl y Jonatán. Recuer­ da que David respetaba a Saúl y amaba a Jo­ natán. ¿Cómo piensas que se sentía con todos esos eventos sucediendo al mismo tiempo? ¿Quiénes son los personajes menos tras­ cendentes en ese texto? Dibuja un círculo al­ rededor de sus nombres. Enumera tres frases o líneas en el lamento que te parezcan especialmente emocionantes: 1 ........................................................................... ........................................................................... i: : : : : : : : : : : : : : : : ; : : : : : : : : : : : : : : : : ¿Qué lecciones puedes aprender de este ¿Quién es el personaje principal en el la­ mento de David? pasaje?
  3. 3. LUNES - 23 DE NOVIEMBRE ► T .... Lee el Textoclave de esta semana (2 Sam. 1:11, 12). La noticia de las muertes de Saúl y Jonatán causó desolación en David y en sus hombres. Lee 2 Samuel 1:5 al 10, y observa cómo David y sus hombres supieron de la muerte de Saúl y Jonatán, La reacción de David nos m uestra el pensado que la noticia de la muerte de Saúl pondría feliz a David y que, en razón de esto, David podría recompensarlo. Sin embargo, la mentira trajo rápidamente sus consecuencias. Imagínate al muchacho intentando explicarse, cuando oyó su sentencia de muerte. ¡Solo que, después de eso, ya era demasiado tarde para decir la verdad! Dios no deseaba la muerte de Saúl; sin em­ bargo, el rey de Israel recogió lo que él mismo había sembrado. David lamentó profundamen­ te las pérdidas de aquel triste día y compuso un poema fúnebre que él mismo cantó e insistió para que fuera enseñado a todos los hombres de Judá (2 Sam. 1:17). Lee el versículo 23 y completa los espacios en blanco, para descubrir con qué comparó Da­ vid al rey de Israel y a su hijo: “Saúl y Jonatán, amados y queridos; inseparables en su vida, tampoco en su muerte fueron separados; más ligeros eran que............................... más fuertes que...............................”. respeto que él tenía por la persona que Dios ha-: jbía escogido para ser rey. . Fíjate en este texto del Comentario bíblico ad­ ventista (t. 2, p. 603) acerca del hecho de que Da­ vid hubiera rasgado sus vestiduras al haber oído la trágica noticia: “David se lamentó con un do­ lor genuino. Aunque Saút había procurado ma­ tar a su supuesto rival, David no albergaba nin­ gún mal sentimiento para con él. Esta reacción de David no es la respuesta natural del corazón humano, sino una indicación del amor y de la compasión de Dios que puede albergar un alma humana. Como verdadero israelita, David lloró la muerte del Rey, y como amigo personal, la­ mentó la pérdida de Jonatán, por quien sentía un profundo afecto'. David también se puso tris­ te porque muchos otros israelitas habían sido muertos en la batalla. El amalecita no debió de haber entendido nada. Tal vez habría
  4. 4. X MARTES - 24 DE NOVIEMBRE ¿Lo sabías? • El lamento es una canción o un poema que expresa dolor, arrepentimiento o luto. Muchos de los más antiguos poemas en la historia hu­ mana fueron lamentos. • El lamento que David compuso al saber la muerte de Saúl y de Jonatán recibió el nom­ bre de “Cántico del Arco”, o “Lamento del Arco”, y fue registrado en el Libro de Jaser. Posible­ mente haya sido llamado así porque el arco era una de las principales armas de la época, y los benjamitas [tribu de Saúl] eran particularmen­ te hábiles en su uso. • El libro de Jaser, o Libro de los Justos, fue mencionado en Josué 10:13, “en ocasión de la victoria de los israelitas, comandados por Jo­ sué, en el valle de Ajalón. Poco se sabe acerca de ese libro. Parece haber sido una colección de cantos que relataba sucesos memorables que se referían a hombres notables de los albores de la historia de Israel" (Comentario bíblico ad­ ventista, t. 2, p. 603). • El poema de David repite tres veces la frase: “¡Cómo cayeron los guerreros!”Esta repetición, que es la característica de los lamentos, se usa para reforzar el dolor como tema central. • En uno de los últimos versos del poema, David menciona su tristeza específicamente por la muerte de Jonatán. Él se expresa así: “¡Qué triste estoy por ti, Jonatán, mi hermano ¡Cuán­ to que yo lo amaba! ¡Su amistad era, para mí, más preciosa que el amor de las mujeres!”Al­ gunas personas malintencionadas han utiliza­ do este texto para insinuar que David y Jona­ tán tenían una relación homosexual. No existe nada más lejos de la verdad. La amistad entre ellos era tan fuerte y sincera que aun excedía el amor entre los hermanos. Aparentemente, Da­ vid había tenido más apoyo de parte de Jona­ tán que de sus propios amigos. Recuerda que Jonatán había dejado de lado la corona y el rei­ no, por amor a David. Eso era completa abne­ gación, todo lo opuesto al egoísmo. • Lo que unía a David y a Jonatán era el mis­ mo amor y respeto que tenían por Dios. 53
  5. 5. -MIERCOLES - 25 DE NOVIEMBRE Lee los Versículos de impacto de esta semana y descubre la promesa dada por Dios a cada uno de nosotros. Las promesas de Dios son siem­ pre condicionales a nuestra obediencia. Esco­ ge uno de los textos de los Versículos de impac­ toy coloca aquí debajo la promesa que Dios nos hace y la condición que necesitamos satisfacer para recibirla. Promesa______________________________ Condición______________________________ David no fue un hombre perfecto. Él cometió varios errores en su vida. Uno de ellos, que fuera mencionado en 1Samuel 29, fue el de fingir que estaba del lado de los enemigos para proteger­ se de la persecución de Saúl. Terminó metién­ dose en una gran complicación cuando Aquis, rey de los filisteos, deseó llevarlo para batallar ■ Versículos --------^1 V DEIMPACTO 1 Efesíos 4:1 É f Salmo 5:8 Isaías 41:13 1 contra los israelitas. Afortunadamente, Dios le abrió una puerta de escape a David. Los prín­ cipes filisteos no estuvieron de acuerdo en que alguien que todavía era considerado un ene­ migo estuviera entre ellos en aquella batalla, y Aquis se sintió obligado a dispensar a David. ¡Guau! Dios es realmente increíble. En su bondad y misericordia, Dios siempre tie­ ne una salida; sin embargo, intenta no meter­ te en problemas gratuitamente. Escoge confiar ciento por ciento en él. Todo lo que más amaba Da­ vid sobre la Tierra le había sido quitado. En aquel mo­ mento de extrema des­ esperación. David pro­ curó la ayuda de Dios con profunda sinceridad. Él “se fortaleció en Jehová su Dios” (1 Sam. 30:6), al acordarse de las innumerables pruebas del cuida­ do de Dios. “En el día que temo, yo en ti confío”(Sal. 56:3); era esto loque decía su corazón. Aunque él no consiguiera ver ninguna sali­ da para sus problemas, Dios le mostraría loque tenía que hacer. Lee el capítulo 68 de Patriarcasy profetas. Este fue uno de los momentos más difíciles que tuvo que atravesar David. Él ya había enfrentado al gigante, había derrotado a muchos enemigos en diversas batallas, había escapado varias ve­ ces de Saúl... Sin embargo, el hecho de sentirse abandonado casi lo llevó al estado de depresión. Los amalecitas se estaban vengando de David por causa de los ataques que él había realizado contra ellos. La alianza con los filisteos también le había traído muchos problemas. Sin embargo, en ese momento David hizo algo que solamente los grandes hombres logran hacer. Él se humi­ lló delante de Dios y buscó su orientación a fin de resolver aquella situación tan dolorosa. Con la fuerza que el Señor le había dado, él anima a sus soldados y va a restituir lo que los enemigos 54
  6. 6. le habían quitado. ¡Yfue una victoria segura! Y es eso lo que Dios desea que suceda tam- El secreto del éxito de David estaba en bus- bien contigo, car siempre a Dios y hacer de él su Roca segura. @ VIERNES - 27 DE NOVIEMBRE CON 80flT0 OJOS conseguido, con éxito, matar al rey de Israel. auando la gloria de Dios se convierte en l uestión más importante de nuestra vida, re- ejamos el mismo espíritu que David exhibió queldía en Siclag. Confiamos enteramente en aquel que sabe cómo resolver las más grandes dificultades y aun transformar en bendiciones los aparentes fracasos. Que podamos decir como el salmista: “Jeho- vá de los ejércitos dichoso el hombre que en ti confía" (Sal. 84:12). ino estamos en Cristo no podemos hacer nada. Lectura de la semana Patriarcasy profetas, capítulo 68. Si nosotros pudiéramos leer la historia secre­ ta de nuestros enemigos, podríamos encontrar en la vida de cada uno de ellos tanta pena y tanto su­ frimiento que sería suficiente para desarmar cual­ quier hostilidad”.-Henry Wadsworth Longfellow. “Los ángeles dan asistencia a los sier­ vos de Dios en tiempos de sufrimien­ to y peligro”.-Billy Graham. El libro de 1Samuel termina con la muerte de Saúl, una escena realmente horrible. ¿Cómo al­ guien a quien se le había dado tanto (buena apa­ riencia, un trono real, la bendición de Dios) logró desviarse de esa manera? Su vida y su muerte son un duro recordatorio para nosotros de que Su muerte se contrapone a la ascensión de David, el sucesor, el escogido directamente por Dios para ocupar el trono. Si necesitába­ mos alguna evidencia más de que David era la persona adecuada para ocupar el elevado car­ go, él nos la brinda por medio de la manera en que lidia con la muerte de Saúl, pues que Dios no le había indicado que realizara una cere moma especial, o que se lamentara por la muerte de Saúl. Al tomar conocimiento de la muer­ te de Saúl y de Jonatán, David se ol­ vidó inmediatamente del mal que Saúl le había causado. Lo que lo consumía era el amor que tenía, tanto por Saúl como por Jonatán, y por otro lado el modo por el cual los enemigos de Israel se burlarían del nombre de Dios, porque habían

×