Se ha denunciado esta presentación.
Utilizamos tu perfil de LinkedIn y tus datos de actividad para personalizar los anuncios y mostrarte publicidad más relevante. Puedes cambiar tus preferencias de publicidad en cualquier momento.

El origen del lenguaje

15.636 visualizaciones

Publicado el

No sabemos exactamente cuándo el ser humano se comunicó lingüísticamente con otros seres humanos, sabemos que se expresó simbólicamente de otras maneras como por ejemplo realizando pinturas en las cuevas. ¿Pero cuándo el homo sapiens habló por primera vez? [...] Es inquietante investigar qué ocurrió desde esas primeras interjecciones monosilábicas hasta los grandes poemas de nuestros escritores más modernos. Aquí la selección natural también conviene, en definitiva, que la creatividad artística es una capacidad que se desarrolla adaptándose al medio y superándose con el paso del hombre y de los siglos. La evolución desarrolla en el hombre aquello que le proporciona mayor posibilidad de supervivencia y el lenguaje humano, además de capacitarlo para ello, culturalmente lo justifica.

Publicado en: Educación
  • Sé el primero en comentar

El origen del lenguaje

  1. 1. El origen del lenguaje: aspectos semánticosTeorías sobre los orígenes del lenguaje José Manuel Martínez Sánchez Lcdo. Filología Hispánica (Universidad de Murcia)No sabemos exactamente cuándo el ser humano se comunicólingüísticamente con otros seres humanos, sabemos que se expresósimbólicamente de otras maneras como por ejemplo realizando pinturas enlas cuevas. ¿Pero cuándo el homo sapiens habló por primera vez? [...] Esinquietante investigar qué ocurrió desde esas primeras interjeccionesmonosilábicas hasta los grandes poemas de nuestros escritores másmodernos. Aquí la selección natural también conviene, en definitiva, que lacreatividad artística es una capacidad que se desarrolla adaptándose almedio y superándose con el paso del hombre y de los siglos. La evolucióndesarrolla en el hombre aquello que le proporciona mayor posibilidad desupervivencia y el lenguaje humano, además de capacitarlo para ello,culturalmente lo justifica.I. IntroducciónLa paleontología, en estrecha colaboración con la neurología y lalingüística, nos ha explicado que el hombre moderno se distingue de otrasespecies de homínidos por su capacidad de hablar. Esta capacidad, entreotras razones, se debe a que la laringe del hombre moderno ha idodescendiendo hasta posicionarse en la parte baja del cuello, permitiéndolepoder articular las palabras. En otras especies como los chimpancés o losgorilas su laringe está situada más arriba, algo que les faculta para respirary beber al mismo tiempo. También los seres humanos, hastaaproximadamente los dos años, tienen esa cualidad, sumamente importanteen el proceso de lactancia. Pero a medida que el niño crece su laringe se vaadaptando hasta servir como instrumento fonético repercutiendo en la otracualidad mencionada y pudiendo atragantarse en el caso de querer beber yrespirar al mismo tiempo.Según el famoso paleontólogo español Juan Luis Arsuaga este proceso se
  2. 2. explica mediante la teoría de la selección natural de Darwin. El ser humanomoderno, esto es, nuestra especie, ganó el terreno al homo neardentalprecisamente por haber adquirido esta capacidad, la del lenguaje, la cualsirvió para que el grupo pudiera comunicarse y, en consecuencia,organizarse mejor. Esto es únicamente una hipótesis pero sin duda nosofrece una visión clara de la importancia que el lenguaje tiene en el serhumano. El lenguaje, que sólo se justifica colectivamente, ha supuesto elmayor logro de nuestra especie. La diferencia del lenguaje humano con ellenguaje de otras especies radica en la atribución consciente de unasignificación concreta al mismo, mientras que otras especies usan lainterjección, la expresión emotiva, el lenguaje articulado señala y codificasignificados, dándoles, por tanto, un sentido, una finalidad comunicativa.No sabemos exactamente cuándo el ser humano se comunicólingüísticamente con otros seres humanos, sabemos que se expresósimbólicamente de otras maneras como por ejemplo realizando pinturas enlas cuevas. ¿Pero cuándo el homo sapiens habló por primera vez? Sin dudaese proceso está muy relacionado con el desarrollo del área de Broca delcerebro, encargada de la producción de lenguaje, y con la adaptación de lalaringe facilitando el habla. Seguramente el hombre pasó de emitirquejidos, llantos, emociones, interjecciones, a las primeras palabras, a losprimeros códigos de referencia sintáctico-semántica. Queda todavía muchopor investigar, es un tema apasionante que nos lleva a reflexionar acerca dela enorme importancia y trascendencia que tiene el uso de la palabra por elhombre, tan crucial como el uso de la piedra o del hierro. Es inquietanteinvestigar qué ocurrió desde esas primeras interjecciones monosilábicashasta los grandes poemas de nuestros escritores más modernos. Aquí laselección natural también conviene, en definitiva, que la creatividadartística es una capacidad que se desarrolla adaptándose al medio ysuperándose con el paso del hombre y de los siglos. La evolución desarrollaen el hombre aquello que le proporciona mayor posibilidad desupervivencia y el lenguaje humano, además de capacitarlo para ello,culturalmente lo justifica.II. Función afectiva del lenguaje: Aspectos semánticos. Haciauna explicación del origen del lenguajeEn primer lugar planteémonos la pregunta clave que nos inicie en lacuestión concreta que este trabajo pretende desarrollar. La preguntabásicamente podría formularse así: ¿Por qué surge el lenguaje?[1]
  3. 3. Ya en la Biblia se señala que “en el principio fue el verbo”, comoinstrumento de creación de mundo (logos). Visto así la palabra sería lacreadora de la realidad ya que porta en ella un sentido hacia algo a lo quehace referencia. En palabras de Gottlob Frege: “La lógica debe exigir […]que el paso de la palabra al sentido y del sentido a la referencia estédeterminado sin lugar a dudas.” El sentido lo da la referencia:Signo > Sentido = Referencia > Significado5+5-3x2 y 2+2-2x7 son expresiones diferentes, que por lo tanto tienendiferentes sentidos pero una misma referencia, pues ambas tienen elresultado de 14.Partiendo de esta premisa lógico-semiológica que explica el hechoreferencial del lenguaje habremos de dirigirnos ahora hacia las dosprincipales teorías que apuntan a la cuestión del origen del lenguaje. Por unlado la denominada teoría de la onomatopeya y por otro la teoría de lasexpresiones afectivas. Ambas teorías, como veremos, no se contradicensino que resultan complementarias. Sin duda el “origen divino” dellenguaje es cuestión que se aparta de todo intento de comprensión lógica ypositivista por lo que queda rechazada tal teoría en el terreno de lasciencias. En este sentido J.J Rouseau, en su obra inacabada Ensayo sobre elorigen de las lenguas, también negó el origen divino del lenguaje, perotampoco llegó a afirmar que fuera este origen puramente humano y pasó elproblema a otros: “En cuanto a mí, espantado por las dificultades que semultiplican y convencido de la imposibilidad, casi demostrada, de que laslenguas hayan podido nacer y establecerse por medios puramente humanos,dejo la discusión de este difícil problema a quien quiera”. Pero Rousseauapunta a algo realmente interesante: “Las primeras voces tienen su origen
  4. 4. en las pasiones”.El comportamiento lingüístico-comunicativo puede ofrecer en susdiferentes estructuras, tanto léxicas como gramaticales, un carácter afectivoespecial. En este sentido al hablar de unos estadios de prelenguaje seríadifícil atender a aspectos morfológicos donde el carácter afectivo vendríadado mediante procedimientos de, verbigracia, sufijación: “pelmazo,gordaco, cariñín, etc.”. Pero estos y otros procedimientos, como los queseñala Ch. Bally, sí nos alertan de la importancia del valor afectivo en laspalabras, valor del que el hablante dota a su lengua. Esta subjetividad nopuede dejarse de lado a la hora de estudiar los momentos iniciales de lacomunicación lingüística, momentos de asombro y descubrimiento delmundo, en todos sus aspectos. Como señala Bertil Malmberg: “El enigmadel origen de la lengua es asimismo el enigma de la hominización”.Los gestos debieron desempeñar un papel importante, antes que la lengua,como instrumento fundamental de comunicación (Esaias Tegnér). En elorigen de la lengua sería difícil marcar la diferencia entre el habla y elcanto, siendo ambas manifestaciones de sentimientos incomprensiblesinicialmente, pues aún no habían adquirido el grado de signo lingüístico(Otto Jespersen). Esta teoría se basa en el progresivo empobrecimientomorfológico de las lenguas a lo largo de su historia, en donde las lenguasmodernas resultan, si son comparadas con las antiguas de la que proceden,mucho menos autosuficientes, homogéneas y ricas. Así lo que el latínexpresa en una sola expresión (cantaveram) el francés (j’ avais chanté) -o elespañol (Yo había cantado)- lo expresa con tres. Otros ven sin embargoesto como resultado de la consecuencia de la mezcla de lenguas (LucienTesnière).La estructuración del cerebro humano permite generar conceptossimbólicos y plasmarlos en imágenes. Las obras de arte debieron tenerfunciones estéticas, místicas, de comunicación y de cohesión social. Unoshuesos de elefante con rayas grabadas hace 400.000 años y una toscaescultura femenina llamada “Venus de Berekhat Ram” realizada hace unos250.000 años, son ejemplos de que el sentido simbólico ya fue desarrolladopor poblaciones anteriores a los humanos modernos.El lenguaje humano es un proceso simbólico. En este sentido VanGinneken afirma que los primeros lenguajes fueron primeramente losgestuales. Después los signos pictográficos (escritura) surgieron comointento de plasmar el significado de los actos gestuales y del mismo modohabría surgido el habla humana, es decir, como complemento o lenguajesecundario. Esta hipótesis, que tiene mucho de fantasía, nos sirve para
  5. 5. llegar a la otra explicación del origen del lenguaje humano, la llamadateoría de las expresiones afectivas, así los primeros sonidos articuladosvendrían a ser una especie de chasquidos complicados (interjecciones)relacionados con la expresión de estados anímicos concretos (VanGinneken). Pero como acertadamente señala B. Malmberg: “La lengua sóloapareció cuando aprendieron a usar un complejo sonoro dado en unasituación concreta, como signo convencional aplicado a determinadoconcepto”. Es necesaria la referencia en un contexto comunicacional paraque exista la situación ‘emisor – código – receptor’. El mensaje, en estecaso la interjección, tendría que ser portador de un significado para que elemisor se percibiera del sentido del mismo. Por eso, y en este sentido estoydeacuerdo con Van Ginneken, resulta más convincente que los primeroshomínidos se comunicaran mediante señales gestuales –codificadas- antesque por palabras –proceso mucho más complejo-. Por ejemplo, señalandocon el dedo a la presa a la cual quieren cazar, de este modo, el emisor emiteun mensaje al receptor mediante un determinado código (gestual) queseñala la referencia a la cual el mensaje alude (la presa).Muy interesante es la pregunta que B. Malmberg formula: “¿Cómo esposible que un cierto complejo de sonidos adquiera un significado dado ylo mantenga posteriormente? Sin duda este proceso requeriría muchotiempo para fijarse y consolidarse. Y la interjección en sí misma noconstituye un lenguaje en tanto que código comunicacional concreto. Lalingüística recoge plenamente este problema, pero en todas sus teorías noes capaz de explicar cómo se pasó del lenguaje imitativo de los sonidos allenguaje con coherencia; cómo se pasó del lenguaje que no expresabaideas, al lenguaje que sí las expresa, o más claramente: ¿en qué momentose adquirió esa facultad razonadora? Las investigaciones de tipo lingüísticonos presentan un desarrollo de la formación del lenguaje desde su origenhasta nuestros días (diacronía). Este desarrollo se presenta en tres grandesdivisiones o grados del lenguaje, que son: monosilábico, aglutinante y deflexión. El lenguaje monosilábico es aquel que comenzó por el períodollamado de «raíces» porque se componía de expresiones integrales eindivisibles, y estas expresiones estaban ya constituidas por elementosarticulados o compuestos de vocales. Así estas primeras raícesmonosilábicas fueron compuestas por una vocal, o como mucho por unavocal y una consonante.El lenguaje monosilábico, como su nombre indica, es el conformado poruna sola sílaba, o como mucho por la misma sílaba repetida, que surgiócomo imitación de los sonidos de la Naturaleza a la vez que de sensaciones,onomatopeya e interjección, respectivamente. Estos primeros hombreshablantes, aún no tenían la capacidad de dar sentido a estos conceptos
  6. 6. puros o primeras raíces, y por ello no se puede hablar de un verdaderolenguaje. No había una fluidez entre la palabra y la idea, sino que cada unade estas raíces monosilábicas se manifestaban como entes independientesentre sí. La comunicación se basaba en el sonido pero no en suinterpretación. No había un código. Estas primeras sílabas tenían un sentidoprincipalmente emocional; la relación palabra-concepto no se guiaba poruna unión ideo-semántica, sino pasional.Tras el lenguaje monosilábico se observa la evolución hacia el lenguaje delas aglutinaciones. Su característica básica es el añadido a la raíz principalde otras sílabas o raíces que pasaron a ser sufijos o prefijos y que modificanla raíz central o idea primordial. Si es difícil explicar la evolución delidioma monosilábico al aglutinante, mucho mayor es la incógnita de cómopasó este al de flexión.El lenguaje de flexión es un lenguaje altamente complejo. En él, no sólo laraíz es acompañada por sufijos y prefijos, sino que a su vez esta raízfundamental sufre un cambio en la morfología, pareciendo que las diversasraíces son una sola palabra, resultando difícil luego hallarlas y por tantodescubrir su origen y procedencia.En estas palabras el núcleo o raíz siguecorrespondiendo al monosilábico primitivo, pero envuelto en otroselementos gramaticales. En este lenguaje flexivo ya aparecen los artículos,el género, los adjetivos, los participios y todos los elementos del mundogramatical tal cual los conocemos hoy.Sin duda el paso del lenguaje monosilábico al aglutinante, y mucho más alde flexión, comprende miles y miles de años. Este breve estudio se centraen los momentos primigenios del habla humana, por lo que es convenientedejar de lado el estudio de estas evoluciones morfológicas.La otra teoría que hemos ya referido anteriormente es la teoríaonomatopéyica, esta alcanzaría mayor complejidad que la de expresionesafectivas porque se contempla ya la existencia de un sonido que simbolizaun concepto por imitación. Westermann defiende tal teoría mientras queJespersen y Sapir la niegan postulando que en las lenguas modernasoccidentales apenas hay en el léxico palabras onomatopéyicas. Pero sinembargo cabe señalar que en África sí existen un gran número de palabrasde este tipo. Teniendo en cuenta que el origen del hombre se sitúa enÁfrica, debemos tener muy en cuenta esta hipótesis en la que los primeroshomínidos imitan la realidad emitiendo sonidos, el estudio de órganosresponsables de la emisión de los sonidos que componen el habla humana,como luego veremos, será determinante si queremos acercarnoscientíficamente al origen de este proceso, pues no es posible componer una
  7. 7. música para la que no existen instrumentos (J.L.Arsuaga).La última teoría que considero conveniente apuntar es la denominadateoría de la llamada o de la lengua imperativa formulada por G. Révész. Lallamada, compuesta de un complejo de sonidos inidentificados debesuponerse que fue fijando poco a poco su forma sonora y quesimultáneamente se fue diferenciando (B. Malmberg). Estos sonidos seirían haciendo poco a poco más corrientes dentro de un determinado grupode individuos. Así para Révesz el modo imperativo es el primero, anteriorincluso al indicativo.III. Una conclusión sin conclusiónEn una comunidad de individuos prehistóricos donde las motivacionesprincipales se basan en la necesidad de supervivencia, la competitividadentre otras comunidades o grupos ajenos por la consecución de esasnecesidades representaría un problema cotidiano. Así inventaron todo tipode instrumentos para ayudarse en el logro de tales tareas (armas, fuego,viviendas, etc). El lenguaje vendría a ser un instrumento más, necesario,sociológicamente, para poder llevar a cabo esas acciones de manera másorganizada y con una comunicación cada vez más rica. Así la teoría de laevolución de las especies de Darwin explica que ciertos seres se vandotando anatómicamente de condiciones para la adaptación al medio. Asíen la lucha competitiva, por ejemplo, entre el homo sapiens y el homoneardental ganaría tal vez el que mejor capacidad tuviera para comunicarsey organizarse entre los individuos de su propia especie. El lenguaje es uninstrumento que permite esta organización. C. Stringer y Clive Gambleseñalan que los neandertales no poseían un lenguaje hablado como elnuestro, aunque tenían las bases anatómicas para producirlo, debido alimitaciones psíquicas derivadas de su relativamente pequeño cerebro. Esopodría ser la razón de que ganase nuestra especie a la neardental.Todavía no sabemos si fue antes el lenguaje gestual, el pictórico o elhablado, pero sí sabemos la necesidad del mismo para la propiasupervivencia y desarrollo de la especie. Gracias al lenguaje se hadesarrollado una cultura, ha permitido la conservación de unossignificados. La lengua designa realidades, la palabra señala a la realidad,
  8. 8. ayuda a configurarla. Y la palabra se tuvo que aprender en situacióndialógica, compartiendo esa realidad. Dando un significado concreto,formalizado, a esa realidad. El hombre siempre ha querido saber, sucapacidad racional le ha llevado a preguntar por sí mismo y por el mundo, aasombrarse y a cantar a los supuestos dioses que le enviaban la lluvia y lostruenos. El hombre ha expresado el contenido de su pensamiento. Elpensamiento se ha desarrollado por el lenguaje. Y el lenguaje, en definitiva,ha creado al hombre.__________________________________________________________BIBLIOGRAFÍA-Arsuaga, J.L y Martínez, I.: La especie elegida (La larga marcha de laevolución humana), Madrid, Temas de Hoy, 2006.-Frege, G.: Estudios sobre semántica, Barcelona, Folio, 2002.-Jespersen, J.: Sproget (1941)-Malmberg, B.: La Lengua y el hombre (Introducción a los problemasgenerales de la Lingüística), Madrid,, Itsmo, 1973.-Révesz.: Ursprung und Vorgeschichte der Sprache (1946)-Roca Pons, J.: El lenguaje Barcelona, Teide, 1978- Rousseau, J.J.: Ensayo sobre el origen de las lenguas Madrid, Akal,1980.-Sapir, E.: El lenguaje, México-Buenos Aires, Fondo de CulturaEconómica, 1966.-Stringer, C y Gamble, C.: En busca de los neandertales, Barcelona,Crítica, 1996.
  9. 9. -Van Ginneken.: La reconstruction typologique des langues archaïques del’humanité (1931)[1] Nosotros entendemos lenguaje en términos lingüísticos y no semióticos.Así, lo que nos interesa es conocer propiamente el origen de la palabra.

×