Se ha denunciado esta presentación.
Utilizamos tu perfil de LinkedIn y tus datos de actividad para personalizar los anuncios y mostrarte publicidad más relevante. Puedes cambiar tus preferencias de publicidad en cualquier momento.

5771 el amor en las sagradas escrituras #1

shalom esta es la primera parte de nuestro tema el amor en las sagradas escrituras, asi que le recomendamos empezar por aqui para una mejor comprencion de este tema

  • Inicia sesión para ver los comentarios

  • Sé el primero en recomendar esto

5771 el amor en las sagradas escrituras #1

  1. 1. José Martínez Pérez Página 1 de 10 13Kislev 5771 20 Nov.2010 Asamblea Judío-Mesiánica Bet Meshobeb ‫ֶב‬‫ב‬‫ׁשֹו‬ ֶ‫מ‬ ‫בית‬ (Casa de Restauración) 147 PR 1622 Mt. Pleasant Tx 75455 El Amor en las Escrituras Vayetzé/Y salió 12 de Kislev de 5771 10 de Noviembre del 2010 Bereshit / Génesis 28:10-32:3 Por Iosef Martínez Pérez Archivado en Haftarah Hashavuah, 5771, Vayetzé Introducción Génesis 28:10 Y salió Jacob de Beer-Sheva, y fue a Jarán. Yaakov es el principal actor de esta porción semanal, en ella veremos como Yaakov conoce a sus primas Rajel –Raquel- y Leá, primas que con el tiempo vendrían a ser sus esposas, la historia que vemos es dramática y envuelve una historia de amor cuya desdicha, involucra el sufrimiento de dos hermanas que fueron involuntariamente partícipes de ella. Bereshit 28:10 Vayetse Ya’akov mi-Be’er Sheva vayelej Jaranah. Como ustedes recordarán, las Kitvei Hakodesh -Sagradas Escrituras- nos muestran que Yaakov amó a Rajel y decididamente trabajo por ella siete años: Bereshit 29:18 Jacob amó a Raquel, y dijo: —Yo te serviré siete años por Raquel, tu hija menor. Cuando se cumplió el tiempo, Labán en lugar de darle a su hija menor le dio a la mayor, es decir a Lea. Bereshit 29: 21 Un día dijo Jacob a Labán: —Dame mi mujer, porque se ha cumplido el plazo para unirme a ella. 22 Entonces Labán juntó a todos los hombres de aquel lugar y ofreció un banquete. 23 Pero sucedió
  2. 2. José Martínez Pérez Página 2 de 10 13Kislev 5771 20 Nov.2010 Asamblea Judío-Mesiánica Bet Meshobeb ‫ֶב‬‫ב‬‫ׁשֹו‬ ֶ‫מ‬ ‫בית‬ (Casa de Restauración) 147 PR 1622 Mt. Pleasant Tx 75455 que al llegar la noche tomó a su hija Lea y se la trajo; y Jacob se llegó a ella. 24 Labán dio además su sierva Zilpa a su hija Lea por criada. 25 Cuando llegó la mañana, Jacob vio que era Lea, y dijo a Labán: —¿Qué es esto que me has hecho? ¿No te he servido por Raquel? ¿Por qué, pues, me has engañado? 26 Labán respondió: —No es costumbre en nuestro lugar que se dé la menor antes de la mayor. Como hemos leído la argumentación de Labán fue que no era costumbre que primero se casara la menor, por lo que Yaakov se vio obligado a trabajar siete años mas por su amada Rajel. Bereshit 29: 30 Jacob se llegó también a Raquel, y la amó más que a Lea; y sirvió a Labán aún otros siete años. Yaakov Amó a Lea, dicho término “Amor”, es una de las palabras que debemos conocer desde una perspectiva Escritural y de ninguna manera con la óptica que tiene el mundo, por ello en esta semana abordaremos éste importante tema: El amor. Temas de la Parashá Primera aliá (28:10-22)  El sueño de Yaakov. Amor. (Del lat. amor, -oris). m. 1. Sentimiento intenso del ser humano que, partiendo de su propia insuficiencia, necesita y busca el encuentro y unión con otro ser. || 2. Sentimiento hacia otra persona que naturalmente nos atrae y que, procurando reciprocidad en el deseo de unión, nos completa, alegra y da energía para convivir, comunicarnos y crear. || 3. Sentimiento de afecto, inclinación y entrega a alguien o algo. Si eres observador te darás cuenta que en las tres definiciones del amor, se incluye la palabra “sentimiento”, por lo que te invito a que consideres que si tu eres una persona que se rige por la voluntad del Elohím de Israel, y como consecuencia en Su Palabra, siempre te preguntes cual es el concepto que el Eterno maneja de las diferentes palabras que empleas, y de ninguna manera des por sentado que lo que el mundo enseña es 100% verídico, no obstante, no quiero decir que el amor no pueda incluir sentimientos, pero los sentimientos, no son la base del amor. Segunda aliá (29:1-17) Yaakov viaja hacia la casa de su tío Labán.  Yaakov conoce a Rajel. Tercera aliá (29:18 – 30:13)  Yaakov se casa con Lea y con Rajel.  El nacimiento de Reubén.  El nacimiento de Shimón.  El nacimiento de Leví.
  3. 3. José Martínez Pérez Página 3 de 10 13Kislev 5771 20 Nov.2010 Asamblea Judío-Mesiánica Bet Meshobeb ‫ֶב‬‫ב‬‫ׁשֹו‬ ֶ‫מ‬ ‫בית‬ (Casa de Restauración) 147 PR 1622 Mt. Pleasant Tx 75455  El nacimiento de Iehudá.  El nacimiento de Dan.  El nacimiento de Naftalí.  El nacimiento de Gad.  El nacimiento de Asher. Cuarta aliá (30:14-27)  El nacimiento de Isajar.  El nacimiento de Zebulún.  El nacimiento de Diná  El nacimiento de Iosef. Quinta aliá (30:28 – 31:16)  Yaakov y su ganado.  Yaakov decide volver a la tierra de Israel. Sexta aliá (31:17-42)  El viaje a la tierra de Israel.  El encuentro entre Yaakov y Labán. Séptima aliá (31:43 – 32:3)  El pacto entre Yaakov y Labán.  El encuentro de Yaakov con los ángeles. Enseñanza Cuenta la Escritura que a Yaakov, no se le hizo gravoso trabajar por Rajel: Bereshit 29:20 Así sirvió Jacob siete años por Raquel; y le parecieron como pocos días, porque la amaba. No sé si te hayas preguntado alguna vez ¿cómo fue que Yaakov pudo esperar tanto tiempo por su amada? ¿es verdad que el “sentimiento” que él tuvo le duró tanto? para las personas de nuestro tiempo resultaría difícil de creer, ya que es evidente a sus ojos, la alta tasa de divorcios junto con la poca duración de los matrimonios, pero si indagamos en las Kitvei Hakodesh, deberíamos poder encontrar el secreto para tener un matrimonio duradero, amando toda la vida a nuestra pareja, y que ello nos dé, la garantía de ser felices, ¿no lo crees? Pero hablar del amor, resulta un tanto difícil, y para comprobártelo te invitaría a que le preguntaras a cinco personas su concepto del amor, con ello te darías cuenta que difícilmente estarían hablando de un mismo concepto, y tal vez en lo único en lo que
  4. 4. José Martínez Pérez Página 4 de 10 13Kislev 5771 20 Nov.2010 Asamblea Judío-Mesiánica Bet Meshobeb ‫ֶב‬‫ב‬‫ׁשֹו‬ ֶ‫מ‬ ‫בית‬ (Casa de Restauración) 147 PR 1622 Mt. Pleasant Tx 75455 estarían de acuerdo, es que el amor es un “sentimiento”, y es por ahí, donde quiero comenzar, ya que ESO NO ES VERDAD, el amor, no es un sentimiento. Al hablar de los sentimientos que tiene el hombre como la alegría, la tristeza, la frustración, etc. nos deberíamos dar cuenta que los sentimientos no tienen una duración eterna o duradera, es decir, la alegría que puedes disfrutar, difícilmente te puede durar varios días, la tristeza, lo mismo, y si repasamos los sentimientos, es difícil que ellos perduren, ahora, si nosotros asociamos el amor a un sentimiento, tendríamos que estar de acuerdo con la frase popular y que hoy más que nunca tiene una vigencia para el mundo y es “el amor no es eterno”, pues desde luego que no, el amor no es eterno si tu concepto de amor lo asocias con un sentimiento, ya que no hay sentimiento que dure eternamente, pero, si empezamos a entender el concepto que podemos extraer de las Escrituras quitándole al amor el hecho de que no es un sentimiento, nuestra perspectiva debería cambiar, y así mismo, el modelo que enseña que el amor no es eterno. No, el amor no es un sentimiento, esto es lo primero que debemos conocer al respecto del amor, y más adelante te lo voy a demostrar. Pero antes de considerar el concepto Escritural que yo encontré del “amor” una vez que estudié todos los pasukim –versículos- en donde se encuentra, te voy a pedir que leas la definición del diccionario. Mira lo que dice el libro de Cohelet al respecto del amor: Eclesiastés 9:1 Ciertamente me he dado de corazón a todas estas cosas, para poder declarar que los justos y los sabios, y sus obras, están en la mano de Elohím. Y que los hombres ni siquiera saben qué es amor o qué es odio, aunque todo está delante de ellos. ¿Leíste bien? “Los hombres ni siquiera saben que es amor”, ¿te das cuenta? por ello la ruina de nuestros días al respecto del matrimonio, incluyendo a los matrimonios entre hijos del Eterno, es que no logran encontrar un éxito matrimonial, tristemente no habrá solución para el matrimonio si se sigue ignorando lo que las Kitvei Hakodesh enseñan al respecto del amor. Cuando un hombre conoce a la que será su esposa, el poco acercamiento que tiene hacia ella cuando todavía no ha formalizado nada, le provoca emoción, una caricia, un roce, le vuelve loco, ella en sus primeros contactos físicos, basta que le tome la mano para que sienta mariposas en su estomago, las sensaciones están a flor de piel, y qué decir de un beso, de un toque en las mejillas, todo le parece tan maravilloso de su “amado”, no encuentra defecto en él y viceversa, todo para los recién “enamorados” es
  5. 5. José Martínez Pérez Página 5 de 10 13Kislev 5771 20 Nov.2010 Asamblea Judío-Mesiánica Bet Meshobeb ‫ֶב‬‫ב‬‫ׁשֹו‬ ֶ‫מ‬ ‫בית‬ (Casa de Restauración) 147 PR 1622 Mt. Pleasant Tx 75455 color de rosa, ellos piensan que serán un matrimonio diferente, que tal vez, no serán como sus padres o como los matrimonios que conocen, ya que a ellos les basta su “amor” y no importa si comen o no, si tendrán donde dormir o no, si tienen trabajo o no, lo único que les basta es su “amor”. Se casan, comienzan los días de vivir juntos, el anhelo de dormir juntos se les cumple, el comer, cenar, y el tiempo que ahora conviven, les es tan pequeño, pero disfrutan tanto, que viven su cuento de hadas, ¿por qué? por que el mundo les ha enseñado que el amor es un sentimiento y lo que ellos en esa fase están experimentando sin duda alguna es el “amor”, ¡claro! que basado en los diseños del mundo. Pasa el tiempo y llega el momento de acoplarse, de conocer como es realmente su pareja, de saber si ronca o no, si es limpio(a), si le gusta comer verduras, si es flojo(a), etc. etc. tarde que temprano, después de unos meses su luna de miel se les acabará, y llegará el verdadero momento en que el acoplamiento llegará, por lo que el tiempo de la novedad se habrá acabado, ¿por qué digo novedad? Miren, por mucho que disfruten los besos, las caricias, la compañía, etc. a todo ello le llegará el tiempo en que forme parte habitual de sus vidas, por lo que el disfrute que tenían por la novedad de todo aquello, deja de ser, y ahora, forme parte habitual de sus vidas. Imaginemos un pastel, lo pruebas en un evento, te dan una rebanada pequeña, y te das cuenta de que te gusta muchísimo, posteriormente le platicas a algún ser amado al respecto del pastel, lo mucho que te gustó, e incluso que ya sabes donde lo venden, buscas el momento de repetir el degustarlo, y aunque no haya un evento especial, tú mismo vas a la panadería y compras el pastel, en esa ocasión te das el lujo de comer varias rebanadas, compartes con tu familia y deseas que ellos disfruten tanto como tú del sabor del pastel, esta escena la repites tal vez dos o tres veces más, ¿qué sucede después de cada vez que lo compras? primero, se espacia el lapso entre compra y compra, segundo, el sabor tan delicioso, deja de ser al grado sumo como lo fue la primera vez, ¿estás de acuerdo? Bueno, pues parece tosco el ejemplo, pero después de unos meses o años, eso le sucede al matrimonio. El hombre y la mujer dejan de sentir el agrado tan grande que tenían con su pareja cuando comenzaron, lo que provoca que si reflexionan en eso, pensarán tal vez que su amor está disminuyendo, la pasión que duro un tiempo deja de lado el fuego que existió para convertirse de alguna manera en un fuego diferente, los besos, la compañía y todo lo que les rodea al dejar de ser novedad, son cambiados por otras prioridades
  6. 6. José Martínez Pérez Página 6 de 10 13Kislev 5771 20 Nov.2010 Asamblea Judío-Mesiánica Bet Meshobeb ‫ֶב‬‫ב‬‫ׁשֹו‬ ֶ‫מ‬ ‫בית‬ (Casa de Restauración) 147 PR 1622 Mt. Pleasant Tx 75455 que la persona establece, pero, aquí viene el pero, si los problemas empiezan a acrecentarse en la pareja, aparecerá el nubarrón de la separación y con ello, la reflexión de si su amor permanece o no, ¿qué es lo que les dictará su razón? ¡que ya no hay amor! ¿por qué? porque al conocer el concepto que tiene el mundo al respecto del amor, si lo comparan con lo que ahora “sienten”, se darán cuenta que el “sentimiento” o ha desaparecido o a menguado. Si logran tener madurez, o bien la conformidad necesaria, o una razón para permanecer unidos como los hijos, o el qué dirán, etc. entonces el matrimonio seguirá, pero si no, acabará en divorcio. ¿Qué pasa si llegan al divorcio? la persona tratará de buscar la misma emoción que tuvo con su primer pareja pero que con el tiempo se perdió, y efectivamente, la vuelve obtener con una nueva pareja, con ella, siente otra vez las mismas emociones, el mismo sentimiento, y piensa tristemente que se ha vuelto a enamorar, se casa, pero, otra vez el pero, llegará el momento en que le suceda lo mismo que con el anterior matrimonio, y aquí la razón se deberá anteponer al sentimiento, y si el sentimiento gana, se volverá a divorciar y se repetirá la misma historia. ¿Por qué hoy en día no nada más los artistas se casan varias veces sino también personas que tu y yo conocemos? Por cuanto ya no están dispuestos a vivir lo que sus padres vivieron y ahora, buscarán a su juicio el “amor” cueste lo que cueste, y debido a ello, los divorcios se incrementarán y los matrimonios se reducirán en número. Después de este preámbulo comencemos a ver el amor desde una perspectiva que tiene el Eterno preparados para cada uno de nosotros. La palabra hebrea para amor es Ahabah (alef, hei, bet y hei), y el verbo amar es Ahab, su palabra equivalente en el griego del Brit Jadasha –incorrectamente llamado Nuevo Testamento- es Agapao, y el sustantivo Agape, cabe hacer una aclaración, en el griego koiné del tiempo del Brit Jadasha, existen otras palabras que también se traducen como amar, sin embargo, ninguna de ellas sería equivalente a ahabah, por cuanto no tiene la profundidad de ésta, y se remiten a interpretar sentimientos que conforman al amor y no el amor en sí. Tiempo me faltaría para hablar de ellas pero en esta ocasión vamos a hablar solo de amor Ahabah y Ágape con sus respectivos verbos. Antes de remitirnos a pasajes bíblicos del amor deseo darles la definición de amor que extraje una vez que estudie todas las veces que aparecía la palabra amor. :es una elección mental basada en la razón, de dar a través de actos a EL AMOR
  7. 7. José Martínez Pérez Página 7 de 10 13Kislev 5771 20 Nov.2010 Asamblea Judío-Mesiánica Bet Meshobeb ‫ֶב‬‫ב‬‫ׁשֹו‬ ֶ‫מ‬ ‫בית‬ (Casa de Restauración) 147 PR 1622 Mt. Pleasant Tx 75455 la persona receptora de nuestro amor, cuidado, atención, afecto, cariño, obediencia y sobre todo protección, es complacer a la persona amada, antes a que nosotros, a través de sus gustos y preferencias; el amor surge a partir de la identificación de aspectos admirables en la persona amada. Todo el concepto anterior lo estaré comprobando a lo largo de los estudios que se derivarán de este término “EL AMOR” y que seguramente lo seguiremos viendo en las parashot posteriores. Quiero dar un vistazo breve a un pasuk que mucho nos ilustrará el concepto que he puesto. 2 Samuel 13:15 Luego la odió Amnón con tal odio, que el odio con que la odió fue mayor que el amor con que la había amado. Y Amnón le dijo: –¡Levántate; vete! Según lo leímos, el odio es lo opuesto al amor, ¿el odio es un sentimiento? A mi juicio no, el odio al igual que el amor puede llevar sentimientos, no obstante, ni el amor, ni el odio son un sentimiento, ¿cómo puede llegar una persona a odiar a alguien, solo así porque sí? ¡No! para llegar al odio se deben tener argumentos que hagan odiosa a la persona de la cual es objeto el odio, dichos argumentos deberán ser sustentables y comprobables para la persona que odia, de tal manera si en determinado momento, sus argumentos dejan de ser válidos, el odio acabará. El amor se basa en el mismo principio que el odio, es decir, para amar es necesario que existan argumentos que sustenten el amar a alguien, si estos no están, el amor será insostenible y por lo tanto puede acabar. Ahora voy a irme directo al grano en cuestión de que es una elección mental. El amor como lo he dicho, no está basado en los sentimientos sino en la razón, ¿cómo lo puedo comprobar? Leamos lo siguiente: Deuteronomio 6:5 Y amarás a Hashem tu Elohím de todo tu corazón, y de toda tu alma, y con todas tus fuerzas. ¿Cómo es posible decidir poder amar al Eterno si el amor fuera un sentimiento? Imposible, y quiero remitirme a un caso que muchas personas casadas viven, la mujer por su misma naturaleza, tiene cambios hormonales durante un periodo de un mes, no es culpa de ella, sin embargo eso lo tiene que soportar, y a lo largo del mes (me refiero a su periodo menstrual), su cuerpo sufre alteraciones debido a las hormonas que bajan
  8. 8. José Martínez Pérez Página 8 de 10 13Kislev 5771 20 Nov.2010 Asamblea Judío-Mesiánica Bet Meshobeb ‫ֶב‬‫ב‬‫ׁשֹו‬ ֶ‫מ‬ ‫בית‬ (Casa de Restauración) 147 PR 1622 Mt. Pleasant Tx 75455 de nivel o bien suben, y ello les provoca que durante unos días puedan amar con toda su vida al marido, y otros días, no soportan que él ni si quiera se les acerque, la mujer tiene tal cambio de niveles de hormonas, que sus sentimientos variarán, y no importa cuánto amen a sus hijos, pero llegará un momento en que no los soportará, ¿qué pasaría si el amor fuera un sentimiento? Ellas, y solo a modo de ejemplo, amarían unos días a su marido y otros no, ¿qué provocaría ello? que cuando no esté con ánimos podría decir que el sentimiento se le acabo, y cuando le vuelvan, el sentimiento de amor volvió. No podemos decir que el amor es un sentimiento ¿por qué? por cuanto el Eterno no nos hubiera puesto como una mitzva –mandamiento- el amarle, sabiendo que el amor, si ese fuera el concepto correcto, al ser un sentimiento, estaría susceptible a los ánimos que las personas tuvieran en cuanto a Él. No es un sentimiento el amor, por cuanto el Eterno lo dejo como un mandamiento, y dicho mandamiento se debe hacer con la razón, ¿puede haber sentimientos? ¡claro! Pero los sentimientos no serán la base del amor sino, la razón que orientará al hombre a elegir la acción. EL EJEMPLO DEL ETERNO Con todo lo anterior, pongamos a prueba lo que sucedió con el Eterno en cuanto a su amor, en primer lugar debemos conocer que Él eligió a nuestro pueblo, esa elección conllevaba el compromiso del amor. Deuteronomio 5:7 No por ser vosotros más numerosos que todos los pueblos os ha tenido afección el Eterno y os ha escogido, porque vosotros erais el menos numeroso de todos los pueblos; 8 sino por el amor del Eterno hacia vosotros, y por guardar el juramento que había hecho a vuestros padres, os sacó el Eterno con poder fuerte, y os redimió de la casa de servidumbre, del poder del faraón, rey de Egipto. Si leen el pasuk en la traducción de la Reina Valera se darán cuenta que puso en lugar del “menos numeroso” “insignificante”, pero ello no ayuda mucho a la comprensión del pasuk y a demás no es correcto, dejando de lado esto, el Eterno ama a Israel, es decir hizo una elección racional, pero ¿sustentada en qué? en la obediencia que nuestro pueblo le ha tributado a su Elohím. Deuteronomio 7:12 Por haber oído estos decretos, haberlos guardado y puesto por obra, Hashem, tu Elohím, guardará contigo el pacto y la misericordia que juró a tus padres. 13 Y te amará, te bendecirá y te multiplicará, y bendecirá el fruto de tu vientre y el fruto de tu tierra, tu grano, tu mosto, tu aceite, la cría de
  9. 9. José Martínez Pérez Página 9 de 10 13Kislev 5771 20 Nov.2010 Asamblea Judío-Mesiánica Bet Meshobeb ‫ֶב‬‫ב‬‫ׁשֹו‬ ֶ‫מ‬ ‫בית‬ (Casa de Restauración) 147 PR 1622 Mt. Pleasant Tx 75455 tus vacas, y los rebaños de tus ovejas, en la tierra que juró a tus padres que te daría. Date cuenta que el amor que Hashem le tiene a nuestro pueblo tiene como base la razón, ¿en qué sentido? En el hecho de que Israel le ha sido obediente, guardando sus decretos, poniéndolos por obra, lo que le ha ganado el amor de Hashem. Deuteronomio 7:8 Es porque Hashem os ama y guarda el juramento que hizo a vuestros padres, que os ha sacado de Egipto con mano poderosa y os ha rescatado de la casa de esclavitud, de mano del faraón, rey de Egipto. El amor del Eterno para con Israel se basa en una elección de la razón, razón que se sustenta en argumentos, y para poner un ejemplo para aquellos que aún no lo entiendan completamente, basta recordar que el cuarto mandamiento Escritural es: Guardar Shabbath, nuestro pueblo no lo ha cambiado a conveniencia a otro día, sino que se ha ceñido a observar el pacto que el Eterno hizo con Israel, dando pruebas a la humanidad, de que si se está dispuesto a cumplir la voluntad de aquél de quien se recibe el amor, un amor eterno. Con lo anterior podemos darnos cuenta que Hashem tiene argumentos para amar a nuestro pueblo. 1 Reyes 10:9 ¡Bendito sea Hashem tu Elohím, que se agradó de ti para ponerte en el trono de Israel! Por causa del eterno amor que Hashem tiene por Israel, te ha constituido rey, a fin de que practiques el derecho y la justicia.” Conclusión Antes de despedirnos, quiero comentar que es mi deseo seguir hablando del amor, así que estén atentos a la continuación de este estudio, ya que restará conocer y comprobar, aspectos interesante del amor del Eterno por Israel; qué cambios hace el Eterno en aquellos que decidimos amarle; en donde se aloja el amor; con qué se ejerce; a quién o a qué se puede amar; como se demuestra el amor; por último, todo lo concerniente al amor en el matrimonio incluyendo algunos tips para incrementarlo. Antes de terminar mi deseo para ustedes es que el Eterno les guarde y puedan experimentar Su amor. Proverbios 8:17 Yo amo a los que me aman, Y me hallan los que temprano me buscan. ¡Shabbath Shalom!
  10. 10. José Martínez Pérez Página 10 de 10 13Kislev 5771 20 Nov.2010 Asamblea Judío-Mesiánica Bet Meshobeb ‫ֶב‬‫ב‬‫ׁשֹו‬ ֶ‫מ‬ ‫בית‬ (Casa de Restauración) 147 PR 1622 Mt. Pleasant Tx 75455 Oración sacerdotal Ye-varejeja Adonaí veyish-merejah. Yaer Adonaí panav elejah viju-nejah. Yisah Adonaí panav elejah v`ya-sem l`jah shalom. beShem Y`shua Ha Mashiaj, Sar Hashalom. Amein. Que El Eterno te bendiga y te guarde. Que El Eterno haga resplandecer su rostro sobre ti y te dé, de su gracia. Que El Eterno alce sobre ti su rostro y te de paz. En el nombre del príncipe de paz, Ieshúah Ha Mashiaj.

×