Se ha denunciado esta presentación.
Utilizamos tu perfil de LinkedIn y tus datos de actividad para personalizar los anuncios y mostrarte publicidad más relevante. Puedes cambiar tus preferencias de publicidad en cualquier momento.

El buitre y el niño

4.020 visualizaciones

Publicado el

Publicado en: Educación
  • Sé el primero en comentar

El buitre y el niño

  1. 1. LA VERDADERA HISTORIA DE LA FOTO QUE DENUNCIÓ EL HAMBRE EN LA NIÑEZ MUNDIAL El fotógrafo sudafricano Kevin Carter visitó en avioneta una aldea en Sudán(África) en 1993 para denunciar la hambruna y la guerra que sufría el país. Antes de irse, vio a un bebé desnutrido tendido en la arena justo en el mismo plano que un buitre. Carter dejó la aldea sabiendo que había conseguido una gran fotografía. La foto, que recorrió el mundo, sirvió como ejemplo de la pobreza y desnutrición en África y fue utilizada para varias campañas de concientización. La opinión pública se volvió contra el fotógrafo por no haber hecho nada para salvar a la criatura de las garras de ese buitre amenazante, llegando a acusarle de ser el auténtico carroñero de la foto. Un año después, en 1994, ganó el premio a la mejor fotografía del año y se suicidó(no por ese motivo) . ¿Qué pasó con el niño? Nadie vio morir a aquel bebé. La criatura de la foto lleva en su mano derecha una pulsera de plástico de la estación de comida de la ONU, instalada en aquel lugar. Si se observa la foto en alta resolución, puede leerse, escrito en rotulador azul, el código “T3”. A Carter se le criticó por no ayudar al bebé y el mundo le dio por muerto a pesar de que el propio Carter no lo vio morir, sólo disparó la foto y se fue minutos después. La realidad es que el niño ya estaba registrado en la central de comida, en la que atendían
  2. 2. enfermeros franceses de la ONG Médicos del Mundo. Años más tarde se supo por una mujer que repartía comida en aquel lugar hace 18 años llamada Mary Nyaluak la primera pista sobre el paradero de la misteriosa criatura. “Es un niño y no una niña. Se llama Kong Nyong, y vive fuera de la aldea”. Dos días después, aquella pista llevaría hasta la familia del pequeño, cuyo padre lo identificó y confirmó que se recuperó de aquella hambruna pero que murió hace algunos años de “fiebres”.

×