SlideShare una empresa de Scribd logo
SOCIALISMO SIGLO XXI
EN LA REVOLUCION
BOLIVARIANA
Titulo: Socialismo Siglo XXI en la Revolución Bolivariana
© 2006, Ramón Antonio Padrón
Impreso en Venezuela -Printed in Venezuela
GOBIERNO BOLIVARIANO
DEL ESTADO APURE
CAPITAN (EJ) JESUS AGUILARTE GAMEZ
Gobernador
Dr. NELSON MELGAREJO
Secretario Ejecutivo de Gobierno
INSTITUTO CIENTIFICO-TECNICO
DE INVESTIGACION Y APLICACION
NICOLAS COPERNICO
AUTORIDADES
Prof. RAMON ANTONIO PADRON
Dirección General
Geogª ADELA IRAIDA PADRON PEÑA
Coordinación General
Prof. GANIMEDES JOSE CABRERA FERMIN
Dirección Académica
Prof. IRAIDA JOSEFINA PEÑA ARAUJO
Dirección Administrativa
Dr. JOAQUIN BELLO MARCANO
Asesor Legal
DEDICATORIA
Al entrañable camarada
Pedro Ortega Díaz.
Aunque eres eterno,
Te marchaste
antes de tiempo.
"Aún así, que somos románticos
se nos dice, somos hijos de un tiempo
y producto de todos los tiempos,
para los tiempos que vienen".
Ramón Antonio Padrón
RECONOCIMIENTO
Al compatriota y camarada, Jesús
Alberto Aguilarte Gámez, Gobernador
Bolivariano del Estado Apure, quien con
su invalorable y persistente estimulo y
apoyo revolucionario hizo posible la edi-
ción del presente libro popular, uno de sus
ejemplos de cómo hacer realidad los sue-
ños del Libertador Simón Bolívar, el
Ilustre Maestro, Simón Rodríguez y el
Presidente de la Republica Bolivariana de
Venezuela, Comandante, Hugo Rafael
Chávez Frías, de orientar y educar al
pueblo, para lograr así el desarrollo inte-
gral de la nación.
AGRADECIMIENTO
A la directiva y el personal del diario
abc de Apure, especialmente a su direc-
tor, Licenciado Alirio Enrique Rumbos
Rodríguez, quienes siempre estuvieron
pendientes e hicieron oportunas y desin-
teresadas sugerencias para que durante
el año 2005, se publicarán secuencial-
mente páginas que orientaran a todos,
gobernantes y soberano, en la necesidad
de seguir llevando adelante y consolidan-
do, día a día, el proceso político bolivaria-
no y revolucionario que comanda nuestro
máximo líder y Presidente de la República
Bolivariana de Venezuela, Comandante
Hugo Rafael Chávez Frías, guiado por los
ideales del Libertador Simón Bolívar.
CONTENIDO
NOTA DEL AUTOR
PROLOGO
INTRODUCCION
El Desarrollo Rural en la Revolución Bolivariana 25
- O inventamos o erramos
- Extraños visitantes.
- Y entonces
- La Porfía.
- La Ruta Crítica.
- El cambio cualitativo.
La Ocupación del Espacio Rural Presente
en la Revolución Bolivariana 33
- Los Conceptos
- La Lucha por la Existencia
- La Propiedad Territorial Agraria
- El momento pedagógico
- La Muestra Espacial
- La Distribución Predial
- El Latifundio en la Distribución Predial
- La Alternativa
La Seguridad Alimentaria en la Revolución Bolivariana 41
- SEGURIDAD ALIMENTARIA
- Fundamentos
- La Seguridad Alimentaria
- Los Controles y la garantía del sistema
- Las Vulnerabilidades
- Los Actores
La Seguridad Alimentaria como sistema
en la Revolución Bolivariana 47
- Rico País de Indigentes
- La Acción de las masas afectadas
- Los Objetivos
- El Producto
- Actividades iniciales
CONTENIDO
- La Gerencia
- Instrumentación e Instrumentos
La Estrategia en la Revolución Bolivariana 55
- La Planificación Estratégica
- El Esfuerzo
- El Desarrollo Endógeno
- El Desarrollo Endógeno como Proyecto Estratégico
- La Gestión Descentralizada
La Situación en la Revolución Bolivariana 61
- La Situación
- El Momento Explicativo
- El Momento Normativo
- El Momento Estratégico
- Momento Táctico-Operacional
El Análisis Espacial en la Revolución Bolivariana 69
- Lo Normativo
- Todo tiene lugar en el espacio
- Nuestro contenido espacial
- Conflictos de uso del espacio
- La metodología y técnicas
- El Análisis Espacial en la Revolución Bolivariana
- El Agua
- Alerta
Socialismo Siglo XXI en la Revolución Bolivariana 77
- Los Prolegómenos
- La dialéctica y las Ciencias Sociales
- Lo que ha sucedido
- La Gran Tarea
- La Nueva Etapa
- La Brigada de los 100 años
- El Ideario Bolivariano
El Desarrollo Científico-Tecnológico
en la Revolución Bolivariana 85
- La Ciencia y el Desarrollo Endógeno
- La Integración
- Una Patria Nuestra
CONTENIDO
- La dependencia
- El Monopolio
- La Independencia
Fustigo mi caballo veloz y volteo atónito
al ver el cielo dos metros más arriba 93
- La ética en la lucha revolucionaria
- Nuestro Presidente nos educa
- La Etica en la construcción del futuro
- En la Producción Social
- La Tierra y el Hombre
- El Empujón Moral
- Todo Bajo el Cielo
- Lo Bueno, lo Malo y lo Feo
El socialismo, la igualdad y la justicia 99
- El socialismo
- Los trabajadores
- Otra vez la Planificación Estratégica
- El Poder para los Pobres y la Economía Política
- Los cuadros de la revolución
- Luchar por la lucha, no por el laurel
- Sobre el terreno
- Los recursos y "Don Francisco"
- Nuestros recursos
- Los recursos en la construcción del socialismo
- Nuestra referencia espacial
- La organización y el empleo de los pobres
- La organización de la población
La Tierra. Nuestra Madre Tierra 113
- El Principio del Principio
- El Hogar del Hombre
- La Madre Tierra y sus Hijos
- Un Cuerpo Vivo
- Hemos Ganado la Paz
- Nuestra lucha por la tierra
- Homenaje al Guerrillero Heroico
NOTA DEL AUTOR
Consciente de la inminencia e intensidad del gran esfuerzo educa-
tivo que nos exige la concreción social y espacial de los postulados de
la Revolución Bolivariana, señalados en la Constitución de la
República Bolivariana de Venezuela, hemos tomado la iniciativa peda-
gógica de llevar a todos los actores en este gran trabajo de construc-
ción del país, el tratamiento científico-político de los principales temas
que nos ocupan en esta Nueva Etapa de la Revolución Bolivariana.
Confiamos en que en el manejo de estos planteamientos, surjan
con suficiente claridad la magnitud de las exigencias de las situacio-
nes emergentes en el devenir de nuestro proceso de liberación, cuan-
do secuencialmente referimos los estadios fundamentales del qué
hacer, cómo hacerlo, dónde hacerlo, con qué y con quién hacerlo.
Satisfecho de haber emprendido y otorgado la voluntad que nos
será compensada con el logro de este cometido, entrego este aporte
a la conciencia de nuestros compatriotas empeñados en la
Construcción de una Patria Nuestra.
Escribir, a manera de prólogo para un libro con este "Socialismo Siglo XXI en
la Revolución Bolivariana", bien puede resultar tarea un tanto ardua. Al menos
para mí, que no tengo mayores conocimientos en la materia de la cual aquí se
trata, como es el problema agrario en el contexto del proceso revolucionario que
estamos viviendo ahora en nuestro país. Pero igualmente, porque el autor del libro
es un viejo y muy querido camarada de luchas revolucionarias, Ramón Antonio
Padrón, de cuyo tesón en el estudio sistemático y permanente del citado proble-
ma sí puedo dar testimonio, aunque a riesgo de que nuestro confesado nexo de
amistad haga mella en el requerido espíritu crítico de mi parte.
De todos modos, me arriesgo a emitir algunos criterios míos sobre un aspec-
to que en este libro recibe particular atención, y me refiero al tema de la seguridad
alimentaria. Se le define "como la garantía a cada individuo de una ingesta alimen-
taria adecuada y suficiente para el desarrollo de sus actividades vitales, físicas e
intelectuales" (pág. 41), y el autor presenta toda una serie de consideraciones con-
cretas con la finalidad de contribuir a la materialización de un Sistema Nacional de
Seguridad Alimentaria. En otras palabras, nos propone una fórmula para dar solu-
ción al problema del hambre.
Pienso yo que problemas tales como el hambre y la falta de vivienda, proba-
blemente los más sintomáticos y extendidos a escala mundial de lo que se deno-
mina pobreza, son productos inevitables de toda sociedad con una economía
basada en la propiedad privada de los medios de producción. Sólo la socialización
de esos medios de producción, o sea la instauración de un modo de producción
conocido con el nombre de socialismo, puede en alguna medida considerable pro-
ceder a librar una lucha efectiva contra el fenómeno de la pobreza.
Pues el fenómeno está ligado directamente a una situación que es una de las
características esenciales del modo de producción capitalista: el desempleo.
Mientras que la característica más notable del sistema socialista es precisamente
la del pleno empleo, es decir, que para todo ser humano el trabajo es a la vez un
derecho y un deber, y el Estado se encarga de hacer realidad ese precepto.
Con toda razón afirma nuestro camarada Padrón: "La categoría Fuerza de
Trabajo en la producción social, es la que verdaderamente puede construir una
sociedad de iguales y de justicia..." (pág. 102). Este libro, sin duda que represen-
ta una valiosa aportación al debate ahora en curso sobre las orientaciones reque-
ridas para llevar a buen puerto a la actual Revolución Bolivariana.
PROLOGO
Jerónimo Carrera
Presidente de Partido Comunista de Venezuela
Mayo 2006
INTRODUCCION
La necesidad eminente de fortalecer la capacidad de análisis y de
toma de decisiones de nuestro contingente revolucionario, nos induce a
la concreción de esta iniciativa en el tratamiento de temas que conside-
ramos fundamentales en la conformación del Poder Popular, en la
Nueva Etapa de la Revolución Bolivariana.
Tratamos inicialmente el tema "El Desarrollo Rural en la Revolución
Bolivariana", donde se describe de manera somera y secuencial los
hechos más relevantes, en nuestro criterio, sucedidos en el proceso de
ocupación del espacio desde el Abi-Ayala ancestral, hasta la aplicación
de la Ley de Tierras y Desarrollo Agrario.
Continuamos con el tema: "La Ocupación del Espacio Presente en la
Revolución Bolivariana", en el que analizamos conceptualmente las inciden-
cias de las leyes naturales hasta la muestra espacial, cuyos patrones de
ocupación del espacio y modalidades de ocupación, nos describen una
situación de latifundio, inconstitucional e inconcebible en un país de futuro.
Así tratamos Los Conceptos, la Lucha por la Existencia, la Propiedad
Territorial Agraria, el Momento Pedagógico, la Muestra Espacial, la
Distribución Predial, el Latifundio en la Distribución Predial y La Alternativa.
Nos ocupamos inmediatamente de la "Seguridad Alimentaria en la
Revolución Bolivariana", aquí tratamos el Concepto Constitucional (Art.
305) como epígrafe, Fundamentos, la Seguridad Alimentaria en sus
relaciones de causalidad, las Vulnerabilidades y los Actores.
En el tema subsiguiente tratamos "La Seguridad Alimentaria como
Sistema en la Revolución Bolivariana", señalando la condición hereda-
da de un Rico País de Indigentes, la Acción de las Masas Afectadas, los
objetivos, el producto, las actividades iniciales y la gerencia.
El tema "La Estrategia en la Revolución Bolivariana", lo abordamos con el
epígrafe del artículo 299 de nuestra Constitución Bolivariana, continuamos con
la metodología constitucional de la Planificación Estratégica, en la Nueva Etapa
y el Gran Salto Adelante, refiriéndonos a El Esfuerzo, Desarrollo Endógeno, al
Desarrollo Endógeno como Proyecto Estratégico y la Gestión Descentralizada.
Como continuidad en el estudio de la estrategia, exponemos sobre el
tema "La Situación en la Revolución Bolivariana", en el que tratamos
sobre la metodología de la Planificación Estratégica y los híbridos pre-
sentes en diversas propuestas de gestión, así nos referimos a La
Situación, El Momento Explicativo, el Momento Normativo, el Momento
Estratégico y el Momento Táctico Operacional de esa metodología y los
aportes del entrañable Dr. Carlos Matus (+).
Con especial atención tratamos el tema "El Análisis Espacial en la
Revolución Bolivariana", donde nos recorremos por la normativa, la
atención a que todo tiene lugar en el espacio, nuestro contenido espa-
cial. La comprensión del significado de nuestros espacios acuáticos y
el hábitat, los conflictos de uso del espacio, la metodología y técnicas,
el análisis espacial en la Revolución Bolivariana, el agua y un alerta
temprana respecto a nuestros planes de desarrollo del espacio.
En aproximaciones sucesivas al contenido de la Revolución
Bolivariana, tratamos el tema "Socialismo Siglo XXI en la Revolución
Bolivariana, La Nueva Etapa" vistos los Prolegómenos, La dialéctica y
las ciencias sociales. Lo que ha sucedido, La gran tarea, La Nueva
Etapa, la Brigada de los 100 años y el Ideario Bolivariano
Como tema vital en este contenido, tratamos "El Desarrollo
Científico-Tecnológico en la Revolución Bolivariana", partiendo de un
epígrafe conceptual de Carlos Marx, tratamos a La Ciencia y el
Desarrollo Endógeno, La Integración, lo pertinente a Una Patria
Nuestra y el papel del conocimiento científico, La Dependencia, El
Monopolio y La Independencia en el ámbito científico-técnico.
Todo tomado como conformación global de la Gran Estrategia "2021
POBREZA CERO".
Seguidamente, evocamos a nuestro camarada Ho Chi Minh,
"Fustigo mi caballo veloz y volteo atónito al ver el cielo dos metros más
arriba", para enfatizar sobre la ética revolucionaria, la escuela andante
de nuestro Presidente, la producción social y el alerta permanente que
nos permite advertir la evasión de lo no deseado.
Arribamos al tema central del propósito de la Revolución
Bolivariana, el socialismo, la igualdad y la justicia, partiendo de nues-
tras anotaciones del camarada Pedro Ortega Díaz, contemplamos el
concepto de la fuerza de trabajo y los trabajadores, involucrados en la
participación de la planificación estratégica, los recursos y la economía
política refiriéndonos finalmente a la organización de la población en
estos momentos de niveles críticos de amenaza antiimperialista.
Finalmente, nos referimos a la madre que nos quita el sueño, a "la
tierra, nuestra madre tierra", donde descansan todas nuestras luchas y
nacen todas las esperanzas que abrigamos y que nos proveen el amor
y el furor con que indefectiblemente vamos a vencer. HOMENAJE AL
GUERRILLERO HEROICO.
.: SOCIALISMO SIGLO XXI EN LA REVOLUCIÓN BOLIVARIANA :.
EL DESARROLLO RURAL
EN LA REVOLUCION
BOLIVARIANA
.: SOCIALISMO SIGLO XXI EN LA REVOLUCIÓN BOLIVARIANA 25
EL DESARROLLO RURAL
EN LA REVOLUCION BOLIVARIANA
"O INVENTAMOS O ERRAMOS".
Abordar el problema del desarrollo Rural en las presentes condicio-
nes del país, amerita una serie de consideraciones, en primer lugar de
orden político, en lo trascendental de las decisiones necesarias para
lograrlo y la modalidad de aplicación de la normativa constitucional
pacífica, democrática y participativa.
Alcanzar el éxito con armonía y eficiencia en este cometido,
somete a prueba nuestra conciencia ciudadana, nuestro temple revo-
lucionario y la madurez patriótica, para asimilar los avatares del
pasado y entregarlos a la construcción del futuro con una acabada
percepción en el manejo de las contingencias inherentes al propósi-
to de la revolución agraria y nuestra reivindicación como país sobe-
rano, aún más, cuando fluye sobre nosotros la máxima de nuestro
maestro mayor, Don Simón Rodríguez, "o inventamos o erramos"
inundando los campos y enriqueciendo nuestra visión de país.
Al entregarnos con denuedo al logro de nuestra aspiración boliva-
riana, retomamos el compromiso histórico que nos corresponde y nos
sometemos a la reflexión sobre acontecimientos y hechos referidos
como preámbulo, de nuestros orígenes y el origen del problema que
hoy nos ocupa, el Desarrollo Rural.
EXTRAÑOS VISITANTES.
Alterada la cotidianidad de la relación hombre-naturaleza, conside-
radas en su status de hábitat precolombino con la presencia de la inmi-
gración europea a nuestro continente, se inicia una intervención pro-
funda sobre la concepción y condiciones de la ocupación del espacio
e interrumpe la secuencia evolutiva del Abia-yala ancestral.
La prosecución de la conquista y la ocupación violenta del espacio
transformada en relaciones de poder, justifica la posesión de grandes
extensiones a ese contingente inmigratorio, devenido luego en enco-
miendas mediante Cédulas Reales, por potestad de la corona españo-
la, delegado a ésta tal derecho por Dios, a través del Papa Alejandro
VI, Sumo Pontífice de la Iglesia Romana para el entonces.
Y ENTONCES…
Establecidos como colonia en sucesivos contingentes migratorios,
de exploraciones, extensión de fronteras y ocupación, asentados
luego como ocupantes permanentes, explotando esos espacios a
favor de la corona española, a la usanza del feudalismo europeo,
mediante el modelo de plantaciones en lo agrícola y mano de obra
esclava, transcurre un largo período ("Trescientos años no bastan"),
Simón Bolívar) de usurpación, sometimiento y barbarie, comunes a la
ocupación colonial del imperio español en el continente y similar a
imperios en otras partes del mundo en la misma época, historia cono-
cida, cuyas contradicciones propiciaron rebeliones que se concretaron
en las luchas de nuestros libertadores en la guerra de independencia,
en cuyo decurso, se asignan tierras destinadas a la producción de
alimentos para el ejército libertador (Conuco Bolivariano) y como
compensaciones de guerra, conocidas como grandes desprendimien-
tos, espacios ocupados como posesión, con hecho que puede consi-
derarse como las primeras políticas del Estado, proclives a propiciar
la evolución estable del desarrollo rural.
LA PORFIA.
Bajo el signo de una permanente lucha por la tierra (hasta hoy), la
ocupación del espacio nacional se ha caracterizado por la arbitrariedad
y la usurpación de grandes áreas, sin ningún fin social, en términos de
beneficio colectivo o común a toda la población, sino por la simple
posesión con carácter de latifundio, es decir, grandes extensiones,
explotación de la tierra a través de terceros, arrendamiento, etc., ade-
más de la manipulación de los entes jurídicos y sus instrumentos, apo-
yados por el uso del poder, lo que haría imposible la realización de
cualquier política de desarrollo rural, como hasta ahora lo hemos visto,
ya que cónsono con las leyes de la naturaleza, es inviable tal desarro-
llo en esas condiciones, como por la misma razón, tampoco es viable,
así, la vida del planeta.
La Revolución Bolivariana, enraizada en lo más profundo del
Corazón de la Patria, enriquecida con el sacrificio de nuestros antece-
sores, nuestros héroes (Andresote, Ezequiel Zamora, Raúl
Domínguez, y una larga nómina), por la vida, por la justicia social, por
la tierra, por la seguridad alimentaría, por todos, por la Patria de Todos,
en el afán de hacer una "Patria Nuestra", logró concretar las aspiracio-
nes de todos a través de una Asamblea Nacional Constituyente, en la
imagen objetivo de la Constitución de la República Bolivariana de
.:EL DESARROLLO RURAL EN LA REVOLUCION BOLIVARIANA:.
26 SOCIALISMO SIGLO XXI EN LA REVOLUCIÓN BOLIVARIANA :.
Venezuela, en tanto que para el área rural, nuestro Presidente,
Comandante Hugo Rafael Chávez Frías, lo hizo posible, mediante el
uso de ley habilitante, en el Decreto-Ley de Tierras y Desarrollo Agrario
del 9 de noviembre del 2001, publicada en Gaceta oficial Nº 32.323, la
cual crea, entre otros, el Instituto Nacional de Desarrollo Rural.
En el decurso de los continuos esfuerzos por modificar la estructu-
ra tradicional agraria heredada de la colonia, nada se logró en la
Primera República, cuyo contenido fortaleció la Gran Propiedad
Territorial Agraria, el latifundio, plantaciones, haciendas y hatos gana-
deros, generando aún con más fuerza una situación pugnaz entre quie-
nes poseían inmensas extensiones de tierra y quienes se planteaban
acceder a este recurso primario para incorporarse al proceso producti-
vo de la nación.
LA RUTA CRITICA.
Estas contradicciones que han signado la búsqueda de cambios
profundos en el régimen de tenencia de la tierra, configurando una
ruta crítica de momentos relevantes como la presentada en 1936, a
la muerte de Juan Vicente Gómez, iniciándose un cambio cualitativo
de las relaciones de producción en el campo, detenido luego por la
represión violenta del gobierno de Eleazar López Contreras, radicali-
zándose de tal modo que se obligó al gobierno a promulgar un
Estatuto de Inmigración y Colonización. Dicho estatuto, a pesar de
contener algunas normas referidas al problema de la tierra, no alteró
en nada los intereses prevalecientes desde la colonia ni mejora a las
condiciones semi-esclavistas del trabajo asalariado del campo. Ese
instrumento en lugar de detener la inquietud del pueblo rural, la con-
vierte en incertidumbre e inestabilidad política, ante el planteamiento
campesino de una reforma agraria de signo democrático.
Este cuadro político es asumido por el Gral. Isaías Medina
Angarita, ante la profunda crisis alimentaria creada por la II Guerra
Mundial, que nos impedía el acceso a importaciones y productos de
ultramar. En este mismo período, se celebra en Caracas, la Primera
Convención Nacional de Agricultores, cuando por primera vez el
gobierno se refiere al problema agrario a través de su Ministro de
Agricultura, Rodolfo Rojas, señalando el propósito del gobierno de
elaborar y promulgar una Ley Agraria de protección y tutela y la con-
sagración definitiva de los derechos de los pobladores del medio
rural, planteado por el Presidente Medina Angarita, ante el Congreso
.:EL DESARROLLO RURAL EN LA REVOLUCION BOLIVARIANA:.
.: SOCIALISMO SIGLO XXI EN LA REVOLUCIÓN BOLIVARIANA 27
de la República el 22 de abril de 1943. Así, el 13 de enero de 1944
se crea la Comisión Preparatoria de la Reforma Agraria. Luego de un
año de trabajo, se hace del conocimiento público un anteproyecto de
Ley de Reforma Agraria, estableciéndose por primera vez la obliga-
toriedad de los propietarios a tener sus tierras en producción, como
premisa de la función social de la propiedad territorial agraria, des-
arrollada más tarde en la Ley de Reforma agraria de 1960.
Una vez aprobada esta ley, después de modificaciones que con-
servaban antiguos privilegios, no hubo transcurrido un mes, cuando
un golpe cívico-militar realizado el 18 de octubre de 1945 por el par-
tido Acción Democrática, aliados con un grupo de militares encabe-
zado por Marcos Pérez Jiménez derroca al Gral. Medina Angarita y
en sus primeros decretos deroga la Ley de Reforma Agraria recién
promulgada, sucedido este evento por un largo período de lucha
silenciosa por los derechos del campesinado y por la democracia,
acompañado paralelamente de un pretendido desarrollo del capitalis-
mo en el campo, lo que, junto a las deplorables condiciones de vida
y de trabajo asalariado y de servidumbre el el campo, la persecución
política, y la explotación petrolera, promueven grandes movimientos
migratorios rurales hacia áreas urbanas de primer orden.
EL CAMBIO CUALITATIVO.
En 1958, a raíz del derrocamiento de la dictadura de Marcos Pérez
Jiménez, surgen nuevamente las posibilidades de cambios cualitati-
vos de participación ciudadana en la producción nacional, lo que
hace posible que en el año 1960, se elabora la Ley de Reforma
Agraria y se crea el Instituto Agrario Nacional, con el único propósi-
to de propiciar la pacificación en el medio rural, producto de un inten-
to de conciliación de clases, auspiciado por la Convención de Punta
del Este, con la participación de todos los integrantes de la
Organización de Estados Americanos y representación del grupo
Rockefeller, logrando uniformar e imponer a todos nuestros países el
criterio contenido de la norma: "Artículo 1º La presente ley tiene por
objeto la transformación de la Estructura Agraria del País y la incor-
poración de la población rural al desarrollo económico, social y polí-
tico de la Nación, mediante la sustitución del sistema latifundista por
un sistema justo de propiedad, tenencia y explotación de la tierra,
basado en la equitativa distribución de la misma, la adecuada orga-
nización del crédito y la asistencia integral para los productores del
campo, a fin de que la tierra constituya para el hombre que la traba-
.:EL DESARROLLO RURAL EN LA REVOLUCION BOLIVARIANA:.
28 SOCIALISMO SIGLO XXI EN LA REVOLUCIÓN BOLIVARIANA :.
ja, base de su estabilidad económica, fundamento de su progresivo
bienestar social y garantía de su bienestar y dignidad".
Habiéndose podido impulsar cambios cualitativos en la estructura
tradicional agraria, la ausencia de decisiones políticas de los gobier-
nos del Pacto de Punto Fijo, controlados por grandes intereses nacio-
nales e internacionales, dieron la espalda al país rural, creando un
estado tal de desigualdades que aún hoy, se nos hace imposible de
abordar la solución de estos problemas con los instrumentos jurídicos
e institucionales vigentes, si no se doblega la acción entorpecedora
de esos intereses, aplicando las normativa fundamental que rige la
concepción bolivariana del Desarrollo Rural, con la participación acti-
va y efectiva de la población en las decisiones de su propio destino,
mediante la "Planificación Estratégica" (Artículos 299 y 305 de la
Constitución de la República Bolivariana de Venezuela y Artículo 1º
de la Ley de Tierras y Desarrollo Agrario) y la gestión abnegada por
la justicia social y el desarrollo rural integral del sector agrícola.
.:EL DESARROLLO RURAL EN LA REVOLUCION BOLIVARIANA:.
.: SOCIALISMO SIGLO XXI EN LA REVOLUCIÓN BOLIVARIANA 29
.: SOCIALISMO SIGLO XXI EN LA REVOLUCIÓN BOLIVARIANA :.
LA OCUPACION
DEL ESPACIO RURAL
PRESENTE EN LA REVOLUCION
BOLIVARIANA
.: SOCIALISMO SIGLO XXI EN LA REVOLUCIÓN BOLIVARIANA 33
LA OCUPACION DEL ESPACIO RURAL
PRESENTE EN LA REVOLUCION BOLIVARIANA
LOS CONCEPTOS.
A menudo, alcanzado un cierto nivel de destreza en el trabajo inte-
lectual para el tratamiento de un tema, ese mismo trabajo nos involu-
cra dentro de sí como en un juego, en el movimiento para señalar los
objetivos, cuando en ese momento son meramente sueños, modela-
dos por conceptos que se radican internamente como sentimientos, al
abordar el análisis situacional del problema dentro del sistema.
Es así como avanzamos en la verificación de la realidad espacial
introduciendo la conformación conceptual de la definición de
OCUPACIÓN DEL ESPACIO: "Hecho de la presencia de individuos,
animales o vegetales, cosas y fenómenos en un lugar determinado,
en un tiempo determinado, cuyos factores y condiciones correspon-
den a leyes naturales y donde la presencia humana genera leyes y
derechos políticos, económicos y sociales". (R. Padrón).
La ocupación del espacio se presenta en su momento inicial como
hecho natural, circunscrito a las leyes naturales que lo rigen, entre las
que destaca en el ámbito biológico, la "Lucha por la existencia",
correspondiéndose hoy, con su par en el ámbito del desarrollo social,
a la "Lucha de Clases".
Esta ocupación natural del espacio es la razón primigenia de la
localización de las antiguas comunidades como hecho originario, de
donde deviene la concepción ancestral del origen vital, una vez con-
formado el sentido y sentimiento de pertenencia, condicionado por la
dinámica de los flujos del intercambio energético del individuo con su
hábitat. El rigor de las leyes de la naturaleza conduce a una situación
de pervivencia, superada como relaciones de subsistencia, en res-
puesta a las contradicciones propuestas e impuestas por la dinámica
de la dialéctica de la naturaleza.
LA LUCHA POR LA EXISTENCIA.
Hasta este momento, la ocupación natural del espacio se funda-
menta como principio vital en los elementos agua, aire y tierra, nues-
tra madre tierra, semejante a la concepción de los cuatro elementos
de la antigüedad, agua, aire, tierra y fuego, a la que como elementos
naturales se incorpora un quinto elemento, el sonido.
La Lucha por la Existencia obliga a la utilización del espacio como
fuente de recursos vitales, lo que implica la competencia entre indivi-
duos por el acceso a esos espacios, adaptación a la estacionalidad,
migraciones, usurpación del sentido vital de pertenencia, utilización de
la fuerza y la violencia en lo trascendente del feudalismo y el colonia-
lismo, hasta la ocupación del espacio bajo la modalidad de propiedad
y otras formas en esta etapa del desarrollo del capitalismo. Valga en
este momento la reflexión de Mahatma Ghandi: "La tierra tiene recur-
sos suficientes para las necesidades de todos, pero no son suficien-
tes para la avaricia de todos".
LA PROPIEDAD TERRITORIAL AGRARIA
Presentes en la concepción primaria de Recursos Vitales, los ele-
mentos agua, aire y tierra, como patrimonio de toda la humanidad y
regentes del equilibrio vital de toda la sociedad, es inconcebible la
posesión humana de la presencia natural de alguno de ellos bajo la
forma de propiedad privada, cuando en términos de hábitat y de con-
tinuidad vital, su regencia corresponde a toda la sociedad y son patri-
monio de toda la sociedad. Por lo tanto, si se trata de concebirlo como
propiedad, son una propiedad social, tal como la Propiedad Territorial
Agraria de Carácter Social, concebida en la Ley de Tierras y
Desarrollo Agrario de nuestra Revolución Agraria, en el marco concep-
tual de la Revolución Bolivariana.
La Propiedad Territorial Agraria de carácter privado, implica tam-
bién ser dueño de la correspondiente irradiación solar en la superficie
contenida en esa perimetral, también de las funciones generadas a
partir de ella, tal es la función clorofiliana, la función más importante
para la humanidad, la función del intercambio catiónico, como segun-
da función más importante, y secuencialmente, la hematosis, la diges-
tión y la reproducción. No se trata solamente de la tierra, se trata de
la vida y de las actividades necesarias para mantener el equilibrio vital
y la continuidad de la vida. Todo el contenido vital y universal de los
Derechos Humanos.
EL MOMENTO PEDAGOGICO.
El principio de sustentabilidad, divorciado conceptualmente del con-
texto neoliberal, plasmado con sabiduría en el Artículo 1º de la Ley de
Tierras y Desarrollo Agrario, nos compromete en el alcance de una
.:LA OCUPACION DEL ESPACIO RURAL PRESENTE EN LA REVOLUCION BOLIVARIANA:.
34 SOCIALISMO SIGLO XXI EN LA REVOLUCIÓN BOLIVARIANA :.
imagen objetivo que trasciende toda experiencia planetaria anterior
con el objeto de resolver los grandes problemas de la humanidad, en
nuestro caso, la Seguridad Alimentaria.
No puede obviarse la condición pedagógica de la investigación cien-
tífica y aún menos, cuando la expresión del conocimiento tiene por
objeto la función docente orientada a toda la sociedad, donde grandes
contingentes humanos han asumido la responsabilidad de construir su
propio destino y cuando la situación objetivo planteada, la Revolución
Bolivariana, demanda un esfuerzo sin igual en la aplicación del cono-
cimiento y la creatividad y generación de conocimientos nuevos, para
dar respuesta a los problemas emergentes en las nuevas situaciones.
LA MUESTRA ESPACIAL.
Al referirnos de manera particular a la Realidad Rural en la Muestra
Espacial, nuestra realidad rural nos presenta un panorama dado no
solamente por una empírica y utilitaria concepción del uso del espacio,
sino que, pese a algunos esfuerzos técnicos, se hace más evidente
que aún no hemos superado la etapa de recolectores.
La experiencia de nuestro país en los últimos años tiene como signo
más resaltante la profundización de la brecha existente entre las políti-
cas de planificación del espacio y la planificación del desarrollo socioe-
conómico, inmerso éste y condicionado por las contradicciones intrín-
secas entre el espacio, el medio ambiente y su uso, por una parte, y
por la otra, los compromisos de nuestros dirigentes en el afán de satis-
facer las esperanzas de mejoramiento de la calidad de vida que en
demanda permanente rigen las expresiones del comportamiento de la
mayoría de la población.
LA DISTRIBUCION PREDIAL.
Sin hacer abstracción de los cambios sociales, que obviamente tie-
nen lugar en el espacio y en una interacción dialéctica, generan cam-
bios recíprocos, debemos apreciar los que en el uso de las tierra se
han sucedido desde 1958, y las variaciones en la estructura de la pro-
piedad de la tierra en la ocupación del espacio, desde la promulgación
de la Ley de Reforma Agraria. Así tenemos hechos como la expansión
de la frontera agrícola, la ampliación de la superficie ocupada por
emplazamientos industriales, el crecimiento de las áreas urbanas, la
particular relevancia cualitativa de los conflictos de sustitución de usos
y la complejidad creciente de la red vial, el decremento cualitativo de la
.:LA OCUPACION DEL ESPACIO RURAL PRESENTE EN LA REVOLUCION BOLIVARIANA:.
.: SOCIALISMO SIGLO XXI EN LA REVOLUCIÓN BOLIVARIANA 35
población rural y la alta concentración urbana.
Para 1961 la actividad agrícola se desarrollaba en una superficie
de 26.004.860 Has., distribuida en 320.094 unidades de producción,
con un promedio de 81,4 Has. por unidad de producción, y para 1985,
esta actividad cubre unas 31.278.155 Has., distribuidas en 381.276
unidades de producción. Es decir, en 25 años, la superficie agrícola se
ha incrementado en unas 5.273.295 Has., aproximadamente unas
210.000 Has. por año, mientras que, también se ha incrementado el
promedio de superficie por unidad de producción en unas 5,33 Has.
Habría que verificar la estructura y distribución de la propiedad de la
tierra para explicarnos este fenómeno, sin embargo, a pesar de los
continuos esfuerzos para lograr una mejor distribución de la tierra, la
erradicación del latifundio y la concientización de las masas campesi-
nas sobre el valor de la tierra como factor de desarrollo social, acce-
sible a sus aspiraciones de emancipación y participación activa en el
proceso de producción que les garantice una seguridad social y eco-
nómica, hasta hoy hipotética, persiste aún una situación indeseable,
alejada de los objetivos que nos conducirían a la prosperidad y al
bienestar colectivo, como fines supremos de toda gestión política y
económica al más alto nivel del estado.
EL LATIFUNDIO EN LA DISTRIBUCION PREDIAL.
El análisis del régimen de propiedad y distribución predial de una
muestra de más de 2 millones de hectáreas, corresponde al 2,4% del
territorio nacional (Cuenca de Unare, Edos., Anzoátegui y Guárico),
nos presenta un área con un promedio de 642 Has. por predio, (7.6
veces el promedio nacional de 1985), donde el 73% de la superficie
es de propiedad privada y el 79% de la superficie total está ocupada
por unidades de producción superiores a las 500 Has. por predio, por
lo que las limitaciones de este análisis nos presenta una deficiente
visión de la esencia de distribución social de la tenencia.
Un área en estas condiciones de régimen de propiedad y distribu-
ción predial de la superficie, nos presenta las características de una
estructura latifundista de ocupación de la tierra, en la que predomi-
nan grandes fincas, un sistema de producción extensivo, bajo uso
de tecnologías, poca inversión de capitales y baja capacidad de
generar empleos, integradas a una resultante de una desigual distri-
bución de la tierra, la explotación extensiva y la acción de estas
sobre el campesinado.
.:LA OCUPACION DEL ESPACIO RURAL PRESENTE EN LA REVOLUCION BOLIVARIANA:.
36 SOCIALISMO SIGLO XXI EN LA REVOLUCIÓN BOLIVARIANA :.
Se destaca en primer lugar la concentración de la propiedad u ocu-
pación de la tierra, conducente a un bajo nivel de productividad en la
relación tierra-hombre o de superficie por persona ocupada, escaso
avance técnico y deficiente aprovechamiento de los factores de pro-
ducción, debido al bajo ingreso de la población campesina, bajo nivel
de inversión y el uso de un escaso nivel tecnológico.
Ante esta realidad, es pertinente recordar el contenido de los artí-
culos 305 al 308, entre otros, de la Constitución de la República
Bolivariana de Venezuela.
LA ALTERNATIVA.
No obstante lo alarmante de la muestra analizada, donde existen
26 asentamientos campesinos y otros tantos núcleos espontáneos,
para el momento de la investigación, podría considerarse no repre-
sentativa del país, toda vez que se trata sólo del 2,4% de la superficie
total nacional. Se cuenta con suficiente base de datos para verificar la
situación a nivel nacional, pero mientras esto sucede, deberíamos
apoyar los esfuerzos realizados y con mayor razón, ante la presencia
de hechos como este, con la aplicación de medidas conducentes a un
reordenamiento de la estructura de la posesión de la tierra u ocupa-
ción del espacio, integrada a otras políticas para el sector que en
forma coordinada propicien la organización de la producción, el des-
arrollo de los factores de producción, el estímulo a la inversión de
capitales en el agro y la satisfacción de la demanda de tierras por
parte de nuevos productores campesinos y agrotécnicos, que bien
podría comenzar por el redimensionamiento de la superficie tipo por
predio o individuo, de acuerdo a las características geográficos de la
zona y la presión cualitativa de la demanda, mediante criterios técni-
cos acordes con los principios de la economía del espacio, la viabili-
dad política, económica y organizativa del momento estratégico y el
momento táctico operacional que deriven de la aplicación de las dis-
posiciones del momento normativo en esta secuencia metodológica
de la planificación estratégica (Ley de Tierras y Desarrollo Agrario), lo
que permitiría a su vez el rescate y distribución de la superficie exe-
dentaria obtenida en este proceso e incorporada a las políticas y pla-
nes previstos en las políticas de Seguridad Alimentaria y Desarrollo
Rural, consagradas como mandato en la Constitución de la República
Bolivariana de Venezuela.
.:LA OCUPACION DEL ESPACIO RURAL PRESENTE EN LA REVOLUCION BOLIVARIANA:.
.: SOCIALISMO SIGLO XXI EN LA REVOLUCIÓN BOLIVARIANA 37
Mientras permanezcan en el país situaciones como las que nos
presenta esta muestra, serán en vano todos los esfuerzos del Estado
y de las Organizaciones Rurales por mejorar la situación del campe-
sinado y de los trabajadores del campo y, por ende, de toda la pobla-
ción tanto rural, como la afectada por las resultantes de las activida-
des del campo, es decir, toda la población como sujeto de la depen-
dencia alimentaria.
Es tarea patriótica avocarnos a la solución de este problema como
relevante prioridad, con la voluntad de un pueblo que forja el destino
de un país en lucha contra el atraso y la dependencia, cuyos avan-
ces se reflejan en el uso de la tierra y los flujos que su actividad pro-
ductiva generan en el espacio nacional y su trascendencia transna-
cional y viceversa, la forma en que es influido por vectores de proce-
dencia externa.
Confiamos en que, pese a las limitaciones de la muestra espacial
analizada y a otras contingencias de la misma índole, conexas con
ella, logremos ante estas reflexiones la transformación de esta reali-
dad rural y traslademos nuestra imaginación a la distribución y diná-
mica espacial que nos exige un país del futuro. Todo lo que hoy haga-
mos desde esta óptica, pertenece al futuro.
.:LA OCUPACION DEL ESPACIO RURAL PRESENTE EN LA REVOLUCION BOLIVARIANA:.
38 SOCIALISMO SIGLO XXI EN LA REVOLUCIÓN BOLIVARIANA :.
.: SOCIALISMO SIGLO XXI EN LA REVOLUCIÓN BOLIVARIANA :.
LA SEGURIDAD
ALIMENTARIA
EN LA REVOLUCION
BOLIVARIANA
.: SOCIALISMO SIGLO XXI EN LA REVOLUCIÓN BOLIVARIANA 41
LA SEGURIDAD ALIMENTARIA
EN LA REVOLUCION BOLIVARIANA
SEGURIDAD ALIMENTARIA: …"disponibilidad suficiente y esta-
ble de alimentos en el ámbito nacional y el acceso oportuno y perma-
nente a estos por el público consumidor"… ( Constitución de la
República Bolivariana de Venezuela. Artículo 305).
FUNDAMENTOS.
De las graves limitaciones que circunscriben los grandes proble-
mas de la humanidad, entre las que destaca, en primer lugar, el medio
ambiente, preocupa en forma particular el problema de la alimenta-
ción, cuya evidencia se hace cada vez más crítica para los países
subdesarrollados y, en el ámbito que nos compete, para los países de
América Latina.
En este contexto espacial e inmersos en esta realidad, nuestras
estadísticas y hechos cotidianos nos reflejan una preocupante aproxi-
mación a los niveles críticos de esta problemática, mientras se hace
evidente la ineficiencia de las medidas adoptadas, por lo que se con-
sidera pertinente abordarla desde una concepción integral de las cau-
salidad del problema y sus fundamentos, entre los que destacan el
Desarrollo Rural, con base en la producción de alimentos y el compo-
nente rural del sub-sistema consumo, correspondiéndose así con las
determinantes de las fases inicial y terminal del Sistema de
Seguridad Alimentaria.
LA SEGURIDAD ALIMENTARIA.
Conceptualmente, Seguridad Alimentaria se concibe como la
garantía a cada individuo de una ingesta alimentaria adecuada y
suficiente para el desarrollo de sus actividades vitales, físicas e
intelectuales, tal es el objeto mismo de un Sistema de Seguridad
Alimentaria, dado que el consumo de alimentos, es consecuen-
cia de etapas previas de Producción, Transformación y
Distribución o Comercialización.
Un Sistema Nacional de Seguridad Alimentaria en nuestro país,
exige la garantía alimentaria a una población que supera los veinticin-
co (25) millones de habitantes, cuya organización y dinámica resultan-
tes, seguramente nos propondrán nuevas consideraciones de índole
espacial, particularmente todo en cuanto a la producción y distribu-
ción poblacional y espacial de la demanda o el consumo, en el que ya
anotamos que como Sistema, debe concatenar las actividades de
Producción, Transformación, Distribución o Comercialización y
Consumo, (a los que llamaremos sub-sistemas), para lograr un fin, su
objeto, tal es el consumo mismo.
LOS CONTROLES Y LA GARANTIA DEL SISTEMA.
Como todo Sistema de Seguridad, un Sistema Nacional de
Seguridad Alimentaria implica la existencia y aplicación de
Controles, dado que la Seguridad, consiste en la garantía de que el
hecho propuesto, realmente ocurra. En este aspecto, debemos llamar
la atención acerca de que en la concepción de un Sistema Nacional
de Seguridad Alimentaria y el Control o los Controles, se presen-
tan como contradictorios en el actual sistema, ante la existencia, por
otra parte, de Garantías Económicas, fundamentadas en la acumu-
lación de capitales, es decir, si un Sistema Nacional de Seguridad
Alimentaria, que como disposición constitucional y expresión demo-
crática de toda la sociedad para resolver un problema capital, colide
con la concepción neoliberal de las políticas económicas "sustenta-
bles", es tanto como la democracia colide con el capitalismo, cuando
quien tiene el capital, tiene también a quienes no lo tienen, revirtiendo
las libertades económicas en la libertad de reducir a los demás, en el
cuadro de un capitalismo irracional, basado en la especulación y en
la voracidad de acumulación, a la caza de la oportunidad, esta última
como categoría central en la filosofía de los hacedores de dinero en
el caso venezolano. Es en este escenario donde la Revolución
Bolivariana compromete el cumplimiento de la Constitución de la
República Bolivariana de Venezuela, en el contenido de la
Revolución Agraria, con el establecimiento de un Sistema Nacional
de Seguridad Alimentaria.
LAS VULNERABILIDADES.
De esta manera, al conceptualizar la Seguridad Alimentaria como
sistema, se considera implícito la garantía del objeto del sistema,
cuyo producto final y objeto a la vez, es el consumo de alimentos de
la población objetivo contenida en su entorno espacial, donde como
todo sistema de seguridad, tiene como prioridad cubrir las vulnera-
bilidades presentes más inmediatas, cabe decir, en cuanto al produc-
to deseado, garantizar el consumo de alimentos a los estratos de la
población en situaciones críticas de acceso al alimento.
.:LA SEGURIDAD ALIMENTARIA EN LA REVOLUCION BOLIVARIANA:.
42 SOCIALISMO SIGLO XXI EN LA REVOLUCIÓN BOLIVARIANA :.
Al mencionar las vulnerabilidades del sistema, debemos decir que
éstas se presentan en cada uno de los sub-sistemas con mayor o
menor incidencia, dependiendo de la espacialidad, localización y cir-
cunstancias del problema, es decir, por ejemplo, los problemas de la
capital de la república en cuanto a distribución, acceso a los alimen-
tos, capacidad de producción, difieren en cuanto a su estructura, de
las relaciones de causalidad de otras áreas del país, así también, las
áreas urbanas de las áreas rurales, etc. Todas estas razones confor-
man la problemática nacional de la instrumentación de un Sistema
Nacional de Seguridad Alimentaria.
A pesar de la complejidad de la causalidad y evidencia de vulne-
rabilidades, una apreciación global del problema en el país nos per-
mite señalar, a partir de grupos humanos menos vulnerables, la
dimensión del esfuerzo exigido para acometer las tareas del estable-
cimiento de nuestro Sistema Nacional de Seguridad Alimentaria:
Tales grupos son:
Tanto lo concerniente al objeto mismo, es igualmente pertinente
en cuanto a la funcionalidad del sistema como tal, de manera que
garantice la viabilidad de los flujos provocados por su estructura con-
.:LA SEGURIDAD ALIMENTARIA EN LA REVOLUCION BOLIVARIANA:.
.: SOCIALISMO SIGLO XXI EN LA REVOLUCIÓN BOLIVARIANA 43
Sector de la población con altos ingresos y alto poder adquisitivo.
Sector indígena. Este sector ha demostrado a través de un transcur-
so de historia conocida de más de 500 años, la capacidad de un sis-
tema de autoabastecimiento alimentario de alta eficiencia, en sus
áreas más representativas, lo que aún hoy explica su autonomía ali-
mentaria, expresada en el hecho de que una gran masa indígena es,
además, abastecedora de alimentos de ciertas áreas aledañas a sus
comunidades.
Sector conuquero, quienes explotan su unidad agrícola con criterio
de autoabastecimiento, comercializando a su vez sus excedentes
Pequeñas unidades del Sector Reformado. Areas de explotación de
la unidad parcelaria con criterio de conuco.
Trabajadores y obreros agrícolas. Estos en un menor grado que los
anteriores, tienen la doble oportunidad de acceso al alimento, por la
vía de la producción primaria y por la vía del mercado.
El resto de la población asalariada, rural y urbana, de los cuales en
alto porcentaje, sus sueldos y salarios no alcanzan el nivel del costo
de la cesta básica alimentaria.
a)
b)
c)
d)
e)
f)
vencional, para dar como resultante un Sistema Nacional de
Seguridad Alimentaria, soportado por la dinámica de sus relaciones
políticas, espaciales, económicas y sociales.
LOS ACTORES.
En el contexto de nuestro propósito de consolidar dentro de un sis-
tema los vínculos y relaciones de la Seguridad Alimentaria y el
Desarrollo Rural, consideramos la Población Económicamente Activa
del Área rural, ocupada en actividades agrícolas de producción de ali-
mentos, como fundamento de la fase inicial del sistema y obviamen-
te de nuestra capacidad de autoabastecimiento, a la vez que consti-
tuye uno de los estratos sociales en situación crítica de acceso al
consumo de alimentos, cuyas razones e implicaciones, deben tratar-
se con detenimiento en interés de solventar esa vulnerabilidad estra-
tégica, representada por el sector e) de trabajadores agrícolas.
Para los sectores b, c y d, es determinante la estacionalidad, antes
que el suelo, el financiamiento, etc., considerándose por esta razón
un área crítica de producción, tanto como del consumo, el cual
depende de la eficiencia misma de su capacidad de producción,
sometida a las contingencias de la estacionalidad. Estos sectores no
representan hasta ahora una presión sobre el sistema agroalimenta-
rio nacional, sino que contribuyen en una proporción considerable al
componente de la producción nacional de la oferta alimentaria. Por lo
tanto, en previsión de evitar situaciones indeseables, esto es, sumar-
se al contingente crítico de demanda de alimentos, se considera prio-
ritario el apoyo a la producción de alimentos de estas áreas, primera-
mente del sector indígena, dado el aporte que representa esa pro-
ducción para sus comunidades y por otro lado el desastre alimenta-
rio a que conduciría la disminución de la oferta, aunado a las dificul-
tades de abastecimiento procedente de otras fuentes, ya sea por la
organización de la distribución, la capacidad económica de acceso a
los alimentos proporcionados bajo la modalidad de comercialización,
hábitos alimentarios y la eficiencia del Estado para responder a estos
casos, de los cuales actualmente existen varias experiencias y más
aún, programas vigentes de compensación alimentaria para algunas
comunidades indígenas.
.:LA SEGURIDAD ALIMENTARIA EN LA REVOLUCION BOLIVARIANA:.
44 SOCIALISMO SIGLO XXI EN LA REVOLUCIÓN BOLIVARIANA :.
.: SOCIALISMO SIGLO XXI EN LA REVOLUCIÓN BOLIVARIANA :.
LA SEGURIDAD ALIMENTARIA
COMO SISTEMA EN LA
REVOLUCION BOLIVARIANA
.: SOCIALISMO SIGLO XXI EN LA REVOLUCIÓN BOLIVARIANA 47
LA SEGURIDAD ALIMENTARIA COMO
SISTEMA EN LA REVOLUCION BOLIVARIANA
RICO PAÍS DE INDIGENTES.
El problema de la seguridad alimentaria ha sido hasta ahora abordado
desde diferentes ángulos, por diferentes actores, con diferentes resultados,
lo que hasta la fecha ha revelado una total ineficiencia, dado que a cada día
la situación alimentaria del país es más y más crítica, hasta el punto de con-
cebir medidas heroicas dentro del sistema social, desde el subsidio a la
cesta alimentaria mediante programas llamados estratégicos, hasta las más
insistentes recomendaciones de dietas alternativas, migraciones, esteriliza-
ción y control de natalidad.
La gerencia del Estado neoliberal, inmersa en especulaciones sobre las
políticas económicas y su énfasis en la coyuntura macro-económica y la
adopción de medidas neoliberales, omitió la consideración del sector agrí-
cola como interviniente en las resultantes de la política económica, convir-
tiéndonos en un mercado inerme de las importaciones de alimentos en
más de un 86% del consumo nacional, según las cifras más consideradas
al respecto.
Aunque somos parte de las soluciones y alternativas ante esta crisis ali-
mentaria, se hace necesario tener presente los señalamientos anteriores,
inconciliables con nuestras condiciones de rico país petrolero, con la condi-
ción humana y universal del derecho a la vida, a la salud, a la alimentación,
entre otros derechos, hasta convertirnos en un rico país de indigentes.
LA ACCION DE LAS MASAS AFECTADAS.
Como parte de la sensatez de la conciencia nacional, inmersos en la uni-
versalidad de los grandes problemas de la humanidad y presentes siempre
a la hora de aportar soluciones a los conflictos que comprometen el destino
del país, no se puede hoy, ser ajeno a la preocupación que representa la
situación heredada de la crisis neoliberal de la política agrícola y la produc-
ción de alimentos, lo que en términos de Seguridad Alimentaria y Desarrollo
Rural, compromete en primer lugar el futuro de nuestras generaciones, la
independencia y soberanía del país y la armonía interna en términos de ocu-
pación y uso del espacio, la fluidez de la producción y distribución de bienes
y servicios y las aglomeraciones del contingente humano.
Estas circunstancias obligan a la cooperación y coordinación en todo el
país de las grandes masas afectadas, sobre todo los grupos humanos de
menores recursos y en situaciones más sensibles respecto a los niveles de
equilibrio vital y a las instituciones públicas y privadas con competencia en el
área, en la gran tarea de desarrollar iniciativas que permitan a través de la
comprensión y manejo de las diferentes magnitudes del problema y sus
implicaciones, para asumir la responsabilidad de la aplicación de medidas
pertinentes que en su concreción e instrumentación, propicien el control de
la situación con el tratamiento de la Seguridad Alimentaria como Mandato
Constitucional, como lo consagra nuestra Constitución de la República
Bolivariana de Venezuela.
LOS OBJETIVOS.
Apoyados en las consideraciones fundamentales que conforman el
entorno del Desarrollo Rural y de la Seguridad Alimentaria y en la disposi-
ción de concretar nuestros planteamientos en la acción constructiva de la
realización de planes y programas correspondientes, asumimos la iniciati-
va y comprometemos nuestra cuota de responsabilidad en el estableci-
miento de un Sistema Regional de Desarrollo Rural y Seguridad
Alimentaria, cuyo proceso de desarrollo para su instrumentación se inicia-
rá con los siguientes objetivos:
EL PRODUCTO.
Se espera que del desarrollo de la aproximación al cumplimiento de
los objetivos antedichos, se obtengan los siguientes productos:
.:LA SEGURIDAD ALIMENTARIA COMO SISTEMA EN LA REVOLUCIÓN BOLIVARIANA:.
48 SOCIALISMO SIGLO XXI EN LA REVOLUCIÓN BOLIVARIANA :.
Establecimiento de las bases para la elaboración de una Estrategia
Regional de Desarrollo Rural y Seguridad Alimentaria.
Fundamento legal de la normativa de aplicación de estrategias, planes
y programas. Aplicación de la Ley de Tierras y Desarrollo Agrario.
Definición de programas actividades y modalidades de participación de
los diferentes actores comprometidos a la solución del problema en el
ámbito de sus funciones y espacialidad.
-
-
-
Incorporación activa de todas las organizaciones y actores inmersos
en el problema.
Actualización del contenido y realidad de la crisis alimentaria,
Soberanía y Dependencia.
Incorporación de los pequeños y medianos productores del campo.
Rescate de la vigencia de la actividad rural en la condición primaria de
la solución del problema.
Estabilización y fortalecimiento de la producción de alimentos en el
área indígena.
-
-
-
-
-
ACTIVIDADES INICIALES.
La obtención de los productos anteriores demanda la realización de
las siguientes actividades iniciales:
LA GERENCIA
La instrumentación y desarrollo de esta iniciativa implica la accesibi-
lidad a considerables grupos humanos de diferentes características, lo
que en nuestro caso serían los actores principales, por lo que amerita la
calificación de actores y escenarios de acción para cada uno de los
tipos de actividades que contiene cada uno de los objetivos y el rol de
cada una de las organizaciones que, aunque dispersas, coexisten en el
universo del problema y, aún más, las que habría que crear como
regentes o coadyuvantes de una mayor aproximación al logro de los
objetivos. Por esta razón, una capacidad gerencial para la conducción
del programa, debería corresponderse con el conocimiento y destreza
en al manejo del problema como tal, en primer lugar, y luego, el afina-
miento de las técnicas y habilidades necesarias para alcanzar los obje-
tivos propuestos.
Evidentemente, las características gerenciales antes expuestas
como requerimientos del programa, se consideran contenidas y com-
plementadas en el conjunto de actores y organizaciones que conforman
el universo del problema alimentario, por lo que en la conformación del
grupo promotor, sólo es necesario tomar la iniciativa.
INSTRUMENTACION E INSTRUMENTOS.
Conocido este universo y el objeto principal de sus actividades y fun-
ciones, se considera necesaria la creación del instrumento principal,
una organización que acompañe el esfuerzo técnico y político en la
armonización de los resultados de este trabajo con la aplicación de
medidas, acuerdos y funcionalidad de las resultantes consecuentes en
la práctica de los mismos.
.:LA SEGURIDAD ALIMENTARIA COMO SISTEMA EN LA REVOLUCIÓN BOLIVARIANA:.
.: SOCIALISMO SIGLO XXI EN LA REVOLUCIÓN BOLIVARIANA 49
Promoción, información y difusión de los conceptos, criterios e impli-
caciones del establecimiento de un Sistema Regional de Desarrollo
Rural y Seguridad Alimentaria.
Organización, Instrumentación y Asistencia Técnica para el estable-
cimiento de Unidades Taxonómicas en el marco de un Sistema
Regional de Desarrollo Rural y Seguridad Alimentaria.
-
-
Esta organización de carácter participativo e Inter-Institucional, en la
medida en que las condiciones lo permitan, conformada por organiza-
ciones de productores, consumidores, vecinales, distribuidores,
ambientales, profesionales, alcaldías, etc. Se presume como asocia-
ción de unidad civico-militar o según el caso, de organización de
masas, con la suficiente autonomía, ya sea local o municipal, coadyu-
vante de la elaboración y ejecución de las políticas regionales.
Su objeto será entre otros:
.:LA SEGURIDAD ALIMENTARIA COMO SISTEMA EN LA REVOLUCIÓN BOLIVARIANA:.
50 SOCIALISMO SIGLO XXI EN LA REVOLUCIÓN BOLIVARIANA :.
Promover el establecimiento de un Sistema Regional de Seguridad
Alimentaria y Desarrollo Rural.
Instrumentar el Mandato Constitucional de Seguridad Alimentaria,
Desarrollo Rural y Calidad de Vida, Garantizar la funcionalidad de
la Seguridad Alimentaria.
Promover la constitución de Sistemas de Seguridad Alimentaria.
Promover la constitución de Unidades Taxonómicas del Sistema de
Seguridad Alimentaria.
Control y seguimiento de la funcionalidad y eficiencia del Sistema
de Seguridad Alimentaria en los diferentes niveles, Regional,
Municipal, Local y microsistemas.
Controlar la funcionalidad y eficiencia de todos los subsistemas del
Sistema de Seguridad Alimentaria y Desarrollo Rural, a todos los
niveles. Los factores de producción.
Contribuir a la coordinación y funcionalidad de las relaciones inter-
nas y externas del Sistema de Desarrollo Rural y Seguridad
Alimentaria.
Promover el Desarrollo Rural y la Optimización
de la Calidad de Vida.
Los principios y factores vitales.
Promover, coordinar, elaborar, ejecutar y gerenciar políticas, pla-
nes, programas y proyectos inherentes y conexos con este objeto.
Promover la organización, asociaciones y cooperativización de las
actividades inmersas en cada uno de los subsistemas y unidades
taxonómicas del Sistema de Desarrollo Rural y Seguridad
Alimentaria.
-
-
-
-
-
-
-
-
-
-
-
.:LA SEGURIDAD ALIMENTARIA COMO SISTEMA EN LA REVOLUCIÓN BOLIVARIANA:.
.: SOCIALISMO SIGLO XXI EN LA REVOLUCIÓN BOLIVARIANA 51
La funcionalidad de este objeto propone su ejecución a través de la
siguiente estructura organizativa de coordinaciones:
Esta Estructura de la Coordinación se corresponde con la funciona-
lidad de los subsistemas intrínsecos del Sistema de Desarrollo Rural y
Seguridad Alimentaria así como con los sistemas ubicuos a toda la
estructura y funcionalidad del Sistema: Financiamiento, Ciencia y
Tecnología y las Políticas y Planes, contenidas estas, entre las funcio-
nes de la Coordinación General
-
-
-
-
-
-
-
Coordinador General.
Coordinador de Producción. (Producción primaria. Factores tierra,
capital y trabajo)
Coordinador de Industria Rural. (Transformación de la producción
primaria.
Coordinador de Distribución y Comercialización. (Mercadeo)
Coordinador del Consumo. (Empleo, ingreso, sueldos y salarios,
pensiones,capacidad de acceso a los alimentos a los grupos socia-
les de mayores limitaciones).
Coordinador de Financiamiento. (Unidades municipales de proyec-
tos, tramitación información y promoción)
Coordinador de Asistencia Técnica. (Unidades de asistencia técni-
ca por Núcleo Endógeno o por unidades de producción colectiva
incorporadas a subsistemas espaciales de producción).
.: SOCIALISMO SIGLO XXI EN LA REVOLUCIÓN BOLIVARIANA :.
LA ESTRATEGIA
EN LA REVOLUCION
BOLIVARIANA
.: SOCIALISMO SIGLO XXI EN LA REVOLUCIÓN BOLIVARIANA 55
"El régimen socioeconómico de la República Bolivariana de
Venezuela se fundamenta en principios de justicia social, democra-
cia, eficiencia, libre competencia, protección del ambiente, producti-
vidad y solidaridad, ….. mediante una planificación estratégica demo-
crática, participativa y de consulta abierta." (Constitución de la
República Bolivariana de Venezuela, Título VI, Del Sistema
Socioeconómico; Capítulo I, Del Régimen Socioeconómico y de la
Función del Estado en la Economía; Artículo 299.).
LA PLANIFICACION ESTRATEGICA.
Hemos venido trabajando sobre la identificación de la realidad,
correspondiente al análisis situacional presente en esta NUEVA
ETAPA de la Revolución Bolivariana el GRAN SALTO ADELANTE,
aproximándonos al "qué hacer", conscientes de las limitaciones a que
nos somete la desorganización, aún persistente, de las posiciones
gerenciales que nos han creado la situación analizada, la que por
providencia del soberano y el poder constituyente, podemos enfren-
tar en el "cómo hacerlo", definido metodológicamente en el epígrafe
referido al Art. 299 de la Constitución de la República Bolivariana de
Venezuela.
En su acepción menos sofisticada, la Estrategia, se concibe como
el conocimiento y manejo de una situación en su conjunto, y la
Táctica, como el conocimiento y manejo parcial de una situación.
Esto podemos ilustrarlo con los "Diez Grandes Objetivos
Estratégicos", definidos por el ciudadano Presidente de la República
para la Nueva Etapa, el Nuevo Mapa Estratégico, a lo que agregarí-
amos cuando se nos habla de doctrina, estrategia, táctica y logística,
junto al qué hacer, cómo hacerlo, dónde hacerlo, con qué hacerlo y
con quién hacerlo.
Es aquí, cuando la Metodología de la Planificación Estratégica, (a
la que a menudo se llama también, Planificación Situacional,
Planificación por Problemas, etc.,) se expresa con la mayor contun-
dencia como Mandato Constitucional, teniendo en su primer momen-
to, el Momento Explicativo, la esencia democrática del análisis parti-
cipativo de la Situación (categoría central de la Planificación
Estratégica), de cuya resultante derivan la normativa, la viabilidad y
LA ESTRATEGIA
EN LA REVOLUCION BOLIVARIANA
todo el contenido gerencial del Proyecto Estratégico. Es a este siste-
ma al que nos concierne involucrarnos como hecho democrático en
ejercicio de nuestra voluntad y capacidad de producir las grandes
transformaciones que aguardan como destino nuestra sociedad,
nuestro espacio territorial, la construcción de una Patria Nuestra.
Por lo que decimos, nuestro destino no es cosa de especialistas,
de cúpulas, mucho menos de círculos de intereses ni grupos de
poder, sino del liderazgo colectivo que debemos ejercer individual-
mente cada uno de los ciudadanos en cada uno de los pequeños y
grandes problemas que atañen a nuestra decisión de ser libres y
dueños de nuestro futuro en una sociedad de iguales, de derecho y
de justicia.
EL ESFUERZO.
Emprender una tarea de esta magnitud, aún con el apoyo metodo-
lógico, garantiza su éxito en el cálculo o en los cálculos que a cada
momento rodean cada una de las instancias y circunstancias, tanto de
la planificación, como de la gerencia. Es preciso por lo tanto, aproxi-
marnos a la calificación del esfuerzo aplicado a las experiencias, sobre
todo del contingente humano y su calidad y profundidad para asimilar
las exigencias del fin propuesto, la Revolución Bolivariana. Decía el
camarada Mao Tse Tung, …el revolucionario debe hacer la revolución
por dentro y luego contagiar con su mística a los demás…, cuya resul-
tante se resume en la mención que hace nuestro Presidente del rela-
to bíblico, …por sus obras los conoceréis. Esto, para señalar el gran
esfuerzo educativo presente en cada una de las iniciativas pendientes
en los planes y programas revolucionarios, los cuales podríamos sinte-
tizar en una sola de las expresiones estratégicas del Presidente
Chávez: "2021 POBREZA CERO".
EL DESARROLLO ENDOGENO.
Desarrollo Endógeno: Categoría creada por nuestro presidente
para caracterizar el esfuerzo de la Revolución Bolivariana (o inventa-
mos o erramos) que conforma la unidad dialéctica con su contrario u
opuesto, exógeno, para significar que el impulso del GRAN SALTO
ADELANTE, debe propulsarse con nuestro propio esfuerzo, en lo
interno y en lo conceptual de nuestra situación y disposición de ser
libres, autónomos, participativos, de una gran capacidad de esfuerzo
colectivo, como nos lo exige la determinación de alcanzar nuestra
definitiva independencia.
.:LA ESTRATEGIA EN LA REVOLUCION BOLIVARIANA:.
56 SOCIALISMO SIGLO XXI EN LA REVOLUCIÓN BOLIVARIANA :.
Su correcto manejo e interpretación implica, en primer lugar, iden-
tificar los factores exógenos que por siglos han mediatizado nuestra
visión de futuro y aún persisten arraigados en lo cotidiano, impercep-
tibles e inmersos entre las cosas que no desearíamos que sigan ocu-
rriendo, aunque la inmediatez acelerada de lo crítico o la coyuntura,
elude u obvía algunas consideraciones y contradicciones que no por
concomitantes permanentes o por azar concluimos que desaparece-
rán con nuestra acción. He aquí lo recurrente de la Metodología que
explícitamente se nos solicita como Mandato Constitucional en el
artículo 299 de la Constitución de la República Bolivariana de
Venezuela y en Título I, De las Bases del Desarrollo Rural; Capítulo
I, Disposiciones Fundamentales; Artículo 1º de la Ley de Tierras y
Desarrollo Agrario.
La Revolución Bolivariana es tarea de todos en esta Patria
Bolivariana, donde cada uno de nosotros hemos acumulado todo
nuestro esfuerzo (nuestro propulsor endógeno, valga el ejemplo),
hasta alcanzar este nivel de evolución de nuestra sociedad, en el que
se nos exige un poco más de nuestra capacidad física, hacer las
cosas, saber hacerlas y hacerlas bien, donde la organización y la
capacitación para enfrentar esta Nueva Etapa, adquieren la mayor
relevancia, cuando se nos exige nada menos que garantizar nuestra
SOBERANÍA, echando el resto en la construcción de sus fundamen-
tos, a riesgo de perder todo lo que hemos hecho y logrado con este
esfuerzo y sacrificio de cuantas generaciones de revolucionarios.
Estas consideraciones nos conducen a lo vital del "Gran Salto
Adelante", el Desarrollo Endógeno: la construcción de los fundamen-
tos de nuestra Soberanía.
EL DESARROLLO ENDOGENO
COMO PROYECTO ESTRATEGICO.
En el ámbito de la Gestión Gubernamental Revolucionaria, el
Desarrollo Endógeno trasciende la temporaneidad programática de
un período de gestión, en la medida en que avancemos hacia esa
otra gran estrategia de nuestro Presidente, 2021 POBREZA CERO,
cuando el éxito de las políticas para un Desarrollo Equilibrado del
Espacio y de Nuestra Sociedad nos presenten una integridad territo-
rial ocupada por un ser humano igualmente integral.
.:LA ESTRATEGIA EN LA REVOLUCION BOLIVARIANA:.
.: SOCIALISMO SIGLO XXI EN LA REVOLUCIÓN BOLIVARIANA 57
En lo pertinente a lo operativo y corto plazo, nuestra estrategia
enfatiza sobre educación, capacitación y organización (misiones),
planes y proyectos estratégicos y operaciones puntuales, organiza-
ción equilibrada de la ocupación y uso del espacio y el manejo y uso
de contradicciones, coyunturas y crisis. No se trata de un listado ni un
acumulado de proyectos, es un sistema de proyectos estratégicos
para lograr un fin estratégico: la SOBERANIA.
LA GESTION DESCENTRALIZADA.
Volvemos entonces a la premisa: Qué hacer, Cómo hacerlo,
Dónde hacerlo, para remitirnos al diseño de operaciones que acele-
ren la asimilación del contenido revolucionario de nuestro propósito
de Desarrollo Endógeno, en su objeto, metodología y espacialidad,
cuando nos proponemos la capacitación y el entrenamiento de nues-
tro contingente de Desarrollo Endógeno, en Desarrollo Regional y
Urbano, Desarrollo Rural Integral, Seguridad Alimentaria,
Planificación Estratégica y Análisis Espacial del Municipio, esto últi-
mo correspondiente a las unidades taxonómicas de ordenamiento
territorial, de planificación regional y de gestión descentralizada. Es
acá, a nivel de la gestión regional donde la normativa vigente aún
persiste en su modelo reñido con la Constitución Bolivariana y en
nombre y por autoridad de la burocracia y el viejo orden, se descono-
cen las iniciativas regionales y locales de desarrollo de las políticas
de Desarrollo Endógeno. Se hace necesario como Proyecto
Estratégico una avanzada revolucionaria legislativa regional para que
la Revolución Bolivariana tenga también su correspondiente en la
Revolución Bolivariana de la gestión descentralizada. Adquiere
vigencia la Constituyente Regional y la dinamización de sus legisla-
turas identificadas con los nuevos tiempos.
.:LA ESTRATEGIA EN LA REVOLUCION BOLIVARIANA:.
58 SOCIALISMO SIGLO XXI EN LA REVOLUCIÓN BOLIVARIANA :.
.: SOCIALISMO SIGLO XXI EN LA REVOLUCIÓN BOLIVARIANA :.
LA SITUACION
EN LA REVOLUCION
BOLIVARIANA
.: SOCIALISMO SIGLO XXI EN LA REVOLUCIÓN BOLIVARIANA 61
LA SITUACION
EN LA REVOLUCION BOLIVARIANA
LA SITUACION.
Tratamos en esta oportunidad a La Situación, como categoría cen-
tral de la Metodología de la Planificación Estratégica, dinámica, dia-
léctica, participativa, explicada para cada circunstancia, momento,
objeto y lugar, por los propios actores, (en el caso del desarrollo eco-
nómico y social, conceptualmente opuesta al diagnóstico de la plani-
ficación normativa, estático, elaborado por técnicos o especialistas,
ausentes de la dinámica interna del problema y actualmente incons-
titucional, desde la puesta en vigencia de la Constitución de la
República Bolivariana de Venezuela del 1999).
EL MOMENTO EXPLICATIVO.
La genética sociopolítica que originó la secuencia de eventos
situacionales hasta el hoy, había creado sucesivamente una serie de
estructuras y actores nacionales condicionadas por hechos genera-
dos a partir de condicionantes de dependencia en el escenario inter-
nacional, aparentemente atribuibles a factores exógenos, no sus-
ceptibles de intervención por la acción de los pueblos ni de sus
gobiernos, limitándonos a la contemplación, o a la necedad de ubi-
carnos como países tercermundistas, en el fatalismo de la equidis-
tancia permanente, aún alcanzado el mismo ritmo de desarrollo o
crecimiento económico de nuestros parásitos mayores, el imperio
norteamericano, tomado como base referencial, casi obligada, cuan-
do a niveles académicos se aborda el tema del desarrollo sustenta-
ble, bajo la óptica del capitalismo. No tenía opción nuestra imagina-
ción para el tratamiento de ninguna situación objetivo y mucho
menos para una imagen objetivo plasmada en la Constitución
Bolivariana, un Estado Social, de Derecho y de Justicia.
La dinámica interna del análisis situacional, fundamentada en las
técnicas del análisis de sistemas, relaciones causa-efecto, causali-
dad o recursividad, nos involucra en la secuencia del ritmo metodo-
lógico correspondiente al flujograma situacional, antecedentes, como
relaciones internas de determinación, la genoestructura, la fenoes-
tructura y la fenoproducción (Carlos Matus +), vector de definición del
problema, tendencias y situación objetivo, en el sentido de su des-
arrollo horizontal y progresivo, por una parte, y por la otra lo corres-
pondiente al escenario nacional, internacional y los factores exóge-
nos que nos explican esa situación, cuyos hechos determinantes,
coadyuvantes o concomitantes, se conforman como nudos explicati-
vos que permiten la interpretación de nudos críticos dentro del mismo
flujograma, orientar la definición de una situación objetivo y hacia
donde van dirigidas las medidas pertinentes para alcanzar esa situa-
ción objetivo.
Es de enfatizar, que esta Situación Objetivo, deriva de la explica-
ción de la realidad por los propios actores, acto reivindicativo de los
antes excluidos, ahora primeros actores, lo que hace inadmisible la
concepción de listado de proyectos o acumulado de proyectos de
cubículo, divorciados de la realidad y sin correspondencia espacial,
fundamentados en la concepción de mercado, de la productividad
(insumo sobre producto) o en la indignificante beneficencia, ajena a
la solidaridad social y a la dignidad de los pueblos y excluidos.
Conforme a la mayor aproximación a la realidad explicada,
Situación Inicial o Si, así será la definición de la Situación Objetivo o
So, el Arco Direccional que nos permitirá el logro de esa Situación
Objetivo, los Arcos de Coyuntura que nos permiten la aproximación
progresiva, directa o indirecta a la Situación Objetivo, siempre sig-
nando la progresión del Arco Direccional, y el diseño de estrategias
y proyectos a los propósitos del desarrollo local, municipal e inclusi-
ve, regional, donde el manejo de esas estrategias es un vector del
plan estratégico nacional y condicionante directo de las políticas
regionales, municipales y locales, precisamente para darle una res-
puesta en sistema a las consecuencias de la funcionalidad del siste-
ma analizado, y como tales, fundamentales en la construcción de un
Sistema de Desarrollo Endógeno.
Insistimos en la participación, porque sin ella no es posible la
coherencia geodemográfica del Desarrollo Endógeno como sistema
ni como estrategia nacional de independencia y soberanía, tarea titá-
nica que por experiencias universales, sólo es posible con la partici-
pación decididamente patriótica y solidaria de las grandes masas, de
los pueblos. Henos aquí en esta escala del sueño de nuestro camino
andado. La participación es un mandato constitucional, máximo de la
concepción política y filosófica de nuestra democracia.
EL MOMENTO NORMATIVO.
Si para la explicación de la realidad es necesario el concurso de
.:LA SITUACION EN LA REVOLUCION BOLIVARIANA:.
62 SOCIALISMO SIGLO XXI EN LA REVOLUCIÓN BOLIVARIANA :.
todos con nuestra verdad y nuestras percepciones y capacidad de
análisis, veamos ahora nuestra presencia en el diseño de las medi-
das para afrontar cada una de las situaciones y problemas que se
anteponen a nuestro propósito estratégico o a nuestra Situación
Objetivo.
Es necesario señalar con precisión, en nuestro Proyecto
Estratégico, tanto en el prediseño de operaciones, como en la opera-
ción misma en su incidencia sobre determinado nudo crítico del aná-
lisis situacional, las causales a las que van dirigidas las acciones de
cada operación, así como de las operaciones, acciones, nudos críti-
cos o relaciones causales en su conjunto. Este señalamiento es un
alerta relativo a los señuelos que a menudo se nos presentan respec-
to al Desarrollo Sustentable, al Desarrollo Endógeno e inclusive, a la
Planificación Estratégica.
El Desarrollo Sustentable, como teoría novísima, nos llegó acom-
pañada del paquete neoliberal, emanada de la penúltima reunión del
Grupo de los Siete, antes de la incorporación de Rusia, cuando inme-
diatamente se puso de moda como lema en todos los proyectos que
de alguna manera se relacionaban con el medio ambiente o con la
acción gubernamental, sobre todo, para la solicitud de financiamien-
to o aprobación de la instancia gubernamental.
Tenemos toda una experiencia de más de quinientos años de his-
toria conocida, subsistiendo bajo el rigor de un sistema fundamenta-
do en la acumulación de capitales, donde tal fundamento es el prin-
cipio y el fin del ciclo vital. Conocemos también cómo tal sistema inci-
de en su acción primaria sobre la naturaleza, el medio ambiente y
principalmente del hombre, como parte de él, es decir, nada es sus-
tentable en tales condiciones, ni siquiera Dios, si por tal vía se llega-
ra a la extinción del ser humano como especie, por cierto, en las pre-
sentes condiciones, también en peligro de extinción.
Cuando interpretamos nuestra Constitución de la República
Bolivariana de Venezuela, interpretamos también el Desarrollo
Sustentable en ella contenido, conforme a la abolición del capitalis-
mo como regente de las relaciones de vida en el planeta, tanto como
en nuestro país, tal como somos Bolivarianos e internacionalistas,
nuestro gran valor histórico, heredado de los grandes esfuerzos de
nuestros libertadores en nuestra gesta de independencia. Veamos, si
.:LA SITUACION EN LA REVOLUCION BOLIVARIANA:.
.: SOCIALISMO SIGLO XXI EN LA REVOLUCIÓN BOLIVARIANA 63
nuestros proyectos de Desarrollo Sustentable, conducen a la pervi-
vencia del hombre como ser humano en su armonía hombre-natura-
leza y con los otros hombres.
Respecto al desarrollo endógeno, deberían conocerse los factores
exógenos que inciden sobre cada situación justificable de la acción
de tales proyectos, ya que como referimos en anteriores exposicio-
nes sobre el tema, la improvisación y la premura, además de la "opor-
tunidad", permiten la ocurrencia imperceptible de dichos factores, tal
como los prejuicios respecto al desarrollo y a la funcionalidad de las
organizaciones cooperativas. Esto para mencionar sólo dos elemen-
tos, asumiendo intencionalidad de buena fé en el esfuerzo y la parti-
cipación democrática.
En cuanto a la Planificación Estratégica, se observan híbridos,
incluso incorporando técnicas y modelos neoliberales, obviando
nuestras grandes necesidades de incrementar nuestro nivel de auto-
abastecimiento y cobertura de requerimientos sociales básicos, con
escasos recursos, estos nunca serán suficientes para la construc-
ción del futuro, donde en términos de Desarrollo Endógeno, todo lo
que hagamos en esta dirección hace falta, dejando translucir una
concepción en apariencia obsecados por la definición y el valor del
producto, la rentabilidad, la demanda, el mercado, las metas, la pro-
ductividad, etc. sin ninguna relación metodológica con la
Planificación Estratégica, precisamente desarrollada por venezola-
nos para nuestra realidad, investigadores docentes, con el impulso
de Carlos Matus (+), cuyos trabajos aún están a nuestro alcance. La
Premisa Metodológica de la Planificación Estratégica es la
Participación.
Incluido el diseño con precisión del proyecto, sus relaciones intrín-
secas, su coherencia, su capacidad operativa e influencia sobre el
entorno, es sumamente exigente en el cálculo, en el desarrollo estra-
tégico y la asignación de recursos, no sólo por la economía de recur-
sos, sino porque nos desempeñamos con recursos escasos, además
de la preeminente participación, por lo que en la secuencia metodo-
lógica, se somete al rigor de la viabilidad en el momento subsiguien-
te: el Momento Estratégico.
EL MOMENTO ESTRATEGICO.
Las fuerzas acumuladas, o nuestro peso sobre la situación, nos
.:LA SITUACION EN LA REVOLUCION BOLIVARIANA:.
64 SOCIALISMO SIGLO XXI EN LA REVOLUCIÓN BOLIVARIANA :.
califica el primer escaño para avanzar sobre la viabilidad, la viabilidad
política. La viabilidad política comienza con la decisión y continúa con
el control o los controles del desarrollo del plan, flexibilidad de la tra-
yectoria, direccionalidad del programa, de acuerdo al diseño de situa-
ciones o escenarios posibles y las probabilidades de éxito.
La viabilidad económica, relativa a la disponibilidad de recursos y
su aplicación al desarrollo del proyecto, más viable aún, en el caso
del Desarrollo Endógeno, si su evolución en la participación nos per-
mite mayor flexibilidad en la aplicación del esfuerzo, presente en el
diseño de cada arco de coyuntura.
Finalmente, nos ocupamos de la viabilidad organizativa, la más
importante una vez alcanzado el nivel progresivo de las viabilidades
anteriores, es el con quién hacerlo, tratado en exposiciones anterio-
res, íntimamente relacionada con la participación, la capacidad parti-
cipativa y la calidad de esa participación, tanto en los arcos de coyun-
tura, como en el contingente del arco direccional. Aún logrado esto,
estaremos permanentemente construyendo viabilidad, tal es el obje-
to del momento subsiguiente, el Momento Táctico Operacional, el
Momento de la Gerencia.
MOMENTO TACTICO OPERACIONAL.
Hemos considerado el proceso de planificación en la secuencia
resultante de la situación, la direccionalidad y la viabilidad, cuando
nos encontramos con lo operacional, como el momento que preside
y precede la acción, conformado al igual que la esencia de la meto-
dología, como un sistema de tomas de decisiones, como advertía-
mos al final del párrafo anterior, la gerencia, cuya función es la reo-
rientación del proceso en su direccionalidad hacia la señalización del
arco direccional, la Situación objetivo, mediante la incidencia sobre
cada arco de coyuntura cuya secuencia vectorial, como se ha dicho,
nos aproximan directa o indirectamente a través del proceso hacia el
fín del arco de coyuntura. Es decir, una vez iniciado este momento,
nos enfrentamos a lo desconocido y avanzamos en el propósito de
lograr "la utopía concreta" (Carlos Matus (+) dixit).
.:LA SITUACION EN LA REVOLUCION BOLIVARIANA:.
.: SOCIALISMO SIGLO XXI EN LA REVOLUCIÓN BOLIVARIANA 65
.: SOCIALISMO SIGLO XXI EN LA REVOLUCIÓN BOLIVARIANA :.
EL ANALISIS ESPACIAL
EN LA REVOLUCION
BOLIVARIANA
.: SOCIALISMO SIGLO XXI EN LA REVOLUCIÓN BOLIVARIANA 69
EL ANALISIS ESPACIAL
EN LA REVOLUCION BOLIVARIANA
Recorrida la imaginación, la creatividad y nuestras experiencias por el
qué hacer, y el cómo hacerlo, abordamos la secuencia del dónde hacer-
lo, como lo habíamos pautado al inicio de esta secuencia.
LA NORMATIVA.
De las leyes que rigen el uso del espacio en nuestro país, resalta-
mos entre las más importantes, desde el principio de continuidad vital,
la Ley de Tierras y Desarrollo Agrario y la Ley de Pesca, ambas leyes
habilitantes, acordes con la realidad de la Revolución Bolivariana y
nacidas al calor de estas luchas por la emancipación humana y por la
Justicia social.
Nos referimos en primer lugar a esta normativa, ya que conforman
la única innovación respecto al uso del espacio, puesto que todas las
leyes preexistentes corresponden a la visión utilitarista sino de reco-
lectores en cuanto al uso del espacio, las cuales aún no han sido toca-
das, en cuanto a su correspondencia constitucional, o a su concor-
dancia, como dirían nuestros colegas juristas, ni mucho menos la
estructura institucional que las administra, por ej., a Ley del Ambiente,
y su Ministerio. Nos referimos conjuntamente al sistema de leyes que
rigen la actividad del hombre, ordenación del territorio, régimen muni-
cipal, bosques, baldíos, aguas, cartografía, catastro, etc, que abarcan
todo el espectro de aplicación del conocimiento al respecto, incluyen-
do la actividad científica y de investigación del sistema de ciencias
geográficas o de ciencias de la tierra.
TODO TIENE LUGAR EN EL ESPACIO.
El análisis espacial, regido por las técnicas de las ciencias propias
para cada área científica y su campo de aplicación, trasciende en su
aspecto metodológico, la concepción tecnocrática y de la ingeniería en
algunos casos, cuando es cuestión de vital importancia para pervivencia
humana, se trata de la visión estratégica de un país de futuro, donde las
nuevas visiones plasmadas en normativas acordes con esos nuevos
tiempos, nos imponen también, iniciativas, conceptos y, por supuesto,
criterios de análisis, regionalización, movimientos, desplazamiento, des-
centralización, concentración, localización, disposiciones y sistemas de
uso, creación de nuevas regiones, etc. Esto lo hemos visto en la vida
real, antes, en las proposiciones del Presidente Chávez en su campaña
electoral, (los ejes de desarrollo de lo que nos hicimos parte en conferen-
cias y exposiciones) y luego a través de estos seis años de decisiones
gubernamentales respecto a nuestro desarrollo, que no es otra cosa que
el desarrollo del espacio, con su correspondencia geodemográfica, lo
que define nuestra realidad espacial explicada por la visión revoluciona-
ria del Presidente, respecto a sus características y el propósito del des-
arrollo social mediante medidas económicas las cuales, todas, tienen
lugar en el espacio.
NUESTRO CONTENIDO ESPACIAL.
Tratándose del espacio, ahora, aterricemos, pero aun no entramos en
lo clásico de las técnicas de análisis espacial, sin ubicarnos, en primer
lugar, en nuestra división político territorial y su taxonomía. Como aporte
revolucionario a nuestra visión de país, se destaca en primer lugar, como
novedad a la comprensión de nuestra pertenencia, la concepción del
límite territorial del contenido de nuestros espacios acuáticos y la reali-
dad geopolítica que nos conforman en el ámbito de la concepción inter-
nacional de nuestra vecindad limítrofe, aún no trascendente en lo relati-
vo a las actividades económicas inherentes a esos espacios, baste decir
que lo vemos desde la orilla y nos conformamos con loas a la actividad
turística desde ese ángulo o rincón diríamos, ya que la inmensidad de
la contemplación de esa prospectiva, aún consideradas las explotacio-
nes costa afuera de nuestros recursos naturales, induce también a la
comprensión de la grandeza de la patria y a la inminencia de la incorpo-
ración de su uso para nuestro fortalecimiento, el fortalecimiento de la
soberanía, al igual que los otros propósitos de desarrollo endógeno, des-
arrollo de riveras, nuevos poblamientos, etc., todo regido por la dinámi-
ca del desarrollo humano y el propósito de su reivindicación en la
Revolución Bolivariana.
Trascendente para todo propósito de la revolución es el conocimien-
to del espacio y en particular del hábitat, correspondiente a los veintitrés
estados y un distrito capital, y sus trescientos treinta y tres municipios,
con sus respectivas parroquias, en lo que ya abarcamos la taxonomía de
la división político-territorial, donde definimos al municipio como unidad
taxonómica, también político administrativa y de planificación regional.
Es acá, donde la comprensión del espacio, introspectivamente
hablando, se transforma en un cúmulo de complejidades susceptibles de
trabajar y analizar a través de la metodología propia del sistema de cien-
.:EL ANALISIS ESPACIAL EN LA REVOLUCION BOLIVARIANA:.
70 SOCIALISMO SIGLO XXI EN LA REVOLUCIÓN BOLIVARIANA :.
cias geográficas, cuya resultante final es la síntesis del uso actual del
espacio, su ocupación, sus formas de ocupación y donde la norma y la
política reflejada en ella conducen la intervención humana en las accio-
nes y tratamiento de ese bien común, el espacio donde vivimos. Nada
menos.
CONFLICTOS DE USO DEL ESPACIO.
Permanentemente, a nivel de investigación, verificamos la situación
de los elementos o factores de conflicto de uso del espacio, los que
adquieren mayor relevancia, cuando nos desenvolvemos en tareas del
nivel superior de planificación del uso del espacio, donde nos rige la pre-
misa de Desarrollo Equilibrado del Espacio, DES, al considerar en primer
lugar los asentamientos humanos, la agricultura, la industria, el turismo y
el medio ambiente per se, el que conforme a la limitaciones que impone,
impone también sus inexorables leyes, las leyes de la naturaleza, las que
no admiten error.
He aquí la importancia que tienen las leyes que rigen el uso del espa-
cio y como coliden con las relativas a las modalidades de ocupación del
espacio y las prerrogativas que se abrogan los ocupantes respecto a los
derechos de que los enviste su calidad de ocupantes amparados por
determinada modalidad. Esta es otra limitante y factor de conflicto del
uso del espacio, correspondiente al área administrativa de la norma de
ocupación y uso del espacio. En este caso, la norma vigente más impor-
tante, es la Ley de Tierras y Desarrollo Agrario. Esta norma desdeña la
concepción mercantilista de la tenencia de la tierra en la modalidad o
régimen de propiedad y se desprende de la concepción del Derecho
Romano, según su preámbulo y opinión avanzada por juristas especia-
listas en ese sector del ejercicio del derecho. En todo caso, el latifundio
y sus características como tal, no es una limitante ni para la investigación
científica ni para la planificación del uso del espacio en el ámbito de la
aplicación de la norma en la Revolución Bolivariana.
LA METODOLOGIA Y TECNICAS.
En tiempos de la Revolución Bolivariana, el universo más importante
del análisis espacial, es el correspondiente a las variables y factores
inherentes a la categoría Calidad de Vida, la cual involucra todas las
anteriores, además de las específicas del Hábitat, entre las que además
del aire sano, emergen como muy relevantes, en primer lugar el agua
potable y el acceso a los alimentos, directamente correlacionadas con el
área física del análisis, correspondiente a las propiedades intrínsecas del
.:EL ANALISIS ESPACIAL EN LA REVOLUCION BOLIVARIANA:.
.: SOCIALISMO SIGLO XXI EN LA REVOLUCIÓN BOLIVARIANA 71
espacio propiamente dichas, al medio ambiente y su uso y la capacidad
de mantener la continuidad de la vida.
Así, continúan en el desarrollo de nuestra metodología, iniciada con
la localización y la relatividad de las relaciones espaciales inmediatas, el
sitio, la situación y la situación relativa, considerada la contigüidad espa-
cial y las relaciones inmediatas y mediatas del régimen político-adminis-
trativo, primacía urbana, etc. Luego del análisis de las variables y facto-
res correspondientes al área física, ya mencionada, donde una vez con-
sideras las variables y factores de clima, relieve, hidrografía y recursos
hídricos, vegetación, recursos naturales, etc., avanzamos hacia la
correspondencia geodemográfica de ese espacio en el tratamiento de
todas las variables y factores correspondientes al sector social, en primer
lugar, educación, salud, vivienda, y las socioeconómicas, precisamente
derivadas de la actividad humana sobre ese espacio físico, sectores pro-
ductivos, empleo, ingreso y las correspondientes a la calidad de vida en
el ámbito social, recreación, confort, etc.
Seguimos con el análisis de las variables y factores presentes en la
actividad económica, entre los que es necesario priorizar el nivel de
importancia de los recursos naturales renovables y no renovables pre-
sentes en esa actividad económica, para luego de esto, prepararnos
para la planificación propiamente, del uso del espacio junto con nosotros,
como parte del medio ambiente, adelantando el trabajo correspondiente
a los problemas y análisis de umbrales en el proceso de planificación.
EL ANALISIS ESPACIAL
EN LA REVOLUCION BOLIVARIANA.
Hemos completado una gran visión, no un vuelo rasante, al pasear-
nos por la metodología del sistema de ciencias geográficas, antes men-
cionado, y el propósito de transformar la realidad explicada, mediante los
instrumentos que pone en nuestras manos la Constitución Bolivariana
para la construcción de la Revolución Bolivariana, vale decir en primer
lugar, la participación y la planificación estratégica.
Cualquier actividad que hagamos en nuestro hábitat, en el espacio
que ocupemos, afecta indudablemente la vida de todo el planeta, como
cuerpo vivo, es por eso que en el diseño de planes, proyectos, estrate-
gias, locales, municipales, regionales o nacionales, está presente siem-
pre no solamente el concepto de conservación, sino el instinto de con-
.:EL ANALISIS ESPACIAL EN LA REVOLUCION BOLIVARIANA:.
72 SOCIALISMO SIGLO XXI EN LA REVOLUCIÓN BOLIVARIANA :.
servación, modelado por esa categoría universal, la Ley de lucha por la
existencia, de la que son maestros nuestros habitantes de comunidades
indígenas.
Es el caso, en este nivel de nuestra disertación sobre esta área que
nos ocupa, la más importante en el proceso revolucionario, del Análisis
Espacial en la Revolución Bolivariana, detenernos a considerar la con-
vención de los grandes problemas de la humanidad, los cuales aparecen
en primer lugar el medio ambiente, seguido por la alimentación, la pobla-
ción y la basura.
El planeta, la tierra, es el hogar del hombre, el que compartimos con
todos los demás seres vivos y los elementos y factores que permiten y
condicionan la vida del planeta, somos parte del medio ambiente, por tal,
también inmersos en los designios de la dialéctica de la naturaleza, en la
que nuestro primer nivel de percepción está referido a la luz, la irradia-
ción solar, propulsor de todos los procesos planetarios, y al agua, el fac-
tor más importante junto con el aire en la interconexión de los flujos ener-
géticos que signan la continuidad de la vida.
Estos tres factores han sido los más afectados por la actividad huma-
na e irracional, de un sistema de desarrollo planetario fundamentado en
la acumulación de capitales y por la competencia entre sistemas y el
dominio y control del resto de la humanidad, así tenemos, el problema
de la capa de ozono, la calidad del aire y la inutilización de grandes cuer-
pos de agua y sus cursos, consecuencia de un desarrollismo a ultranza,
sin consideraciones y en desprecio de la vida y de la existencia misma
del planeta.
EL AGUA.
Es precisamente al agua, ya preocupación de primer orden a nivel
mundial, considerada en Naciones Unidas como la lucha contra la deser-
tificación, cuando en nuestro caso traduce a la par que ese alerta, la con-
servación de humedales, lo que para nosotros, además de los humeda-
les permanentes de costas litorales y deltas, destacan los esteros, con
toda la majestad de la acción de la naturaleza sobre nuestro hábitat, que
no sólo pasa de la percepción de los cantores a la expresión musical, sino
que con mayor fuerza se trasmite su contenido energético a la plenitud de
nuestra alma cuando con nuestros fines de investigación científica con-
templamos la serenidad de su funcionalidad, inmersa entre las variables
.:EL ANALISIS ESPACIAL EN LA REVOLUCION BOLIVARIANA:.
.: SOCIALISMO SIGLO XXI EN LA REVOLUCIÓN BOLIVARIANA 73
que consideramos en esa área del análisis espacial. Tan compleja como
cualquiera que abordemos desde el propósito de la Revolución
Bolivariana, de un estado social de derecho y de justicia, de iguales y
donde permanentemente pongamos nuestro conocimiento y trabajo por
acompañar a nuestro Libertador en el alcance de "la mayor suma de feli-
cidad posible".Eso sólo se hace realidad con nuestro trabajo, con nuestro
desprendimiento, la acuciosidad en el estudio y la solución de problemas,
para lograr lo más fielmente posible la identidad de nuestra participación
con las resultantes del país que queremos y la visión del espacio que que-
remos. He aquí reflejadas a grosso modo las características del trata-
miento del análisis espacial en la Revolución Bolivariana.
ALERTA
No apartemos de nuestra observación la concepción geopolítica del
imperialismo, y la concepción del tratamiento del espacio, de la visión
colonialista con que se trata para nosotros el conocimiento científico, patri-
monio de toda la humanidad, A estas alturas hemos estudiado en los mis-
mos libros, más los que hemos escrito desde estas realidades de depen-
dencia a la que hemos estado sometidos por la prepotencia del desarro-
llo tecnológico externo, más el poder del capital y las limitaciones a que
se nos confina como pobres, para que no lo logremos.. A pesar de que
no hemos cometido errores graves que nos limiten el desarrollo futuro en
esta realidad espacial, hemos sido testigos del desastre del cierre del
caño Manamo (no Mánamo) en el delta del Orinoco Así debemos estar
alerta en cuanto a lo pertinente al desarrollo del eje Apure-Orinoco, donde
insurgen tratamientos espaciales como el corte de meandros, dragados,
etc, donde el desarrollismo puede conducirnos a riesgos en los que podrí-
an estar comprometidos los esteros y la vida de los esteros, de los que
hablaba anteriormente, y con ello, todo el ecosistema de ese medio
ambiente o ámbito espacial. De nuestra realidad espacial, nadie sabe
más que nosotros mismos.
Ciertamente, a nivel científico, todos nos entendemos por encima de
ideologías, política, religión, cultura u otras consideraciones que corres-
ponden a niveles de desarrollo espiritual del individuo, cuando precisa-
mente, desprendidos como premisa de prejuicios, cualquier considera-
ción acerca del uso el espacio por razones de humanidad y de pertenen-
cia, trasciende al interés de todos a la vida de todos. No considero nece-
sario acá hablar de la ética, de nuestra formación científica, de la ética
revolucionaria ni de la ética de la Revolución Bolivariana. Existe la tecno-
logía y la manejamos.
.:EL ANALISIS ESPACIAL EN LA REVOLUCION BOLIVARIANA:.
74 SOCIALISMO SIGLO XXI EN LA REVOLUCIÓN BOLIVARIANA :.
.: SOCIALISMO SIGLO XXI EN LA REVOLUCIÓN BOLIVARIANA :.
SOCIALISMO SIGLO XXI
EN LA REVOLUCION
BOLIVARIANA
.: SOCIALISMO SIGLO XXI EN LA REVOLUCIÓN BOLIVARIANA 77
SOCIALISMO SIGLO XXI
EN LA REVOLUCION BOLIVARIANA
LOS PROLEGOMENOS.
Hemos recorrido un venturoso camino por todas las filosofías accesi-
bles y conocidas del mundo, relativas a la ocupación del espacio y a la pre-
sencia del hombre sobre el planeta, incluyendo la visión de nuestros
ancestros en esta Venezuela de raíces insondables, la que nos permite
percibir, como ninguna otra, su evolución intrínseca del politeismo al
monoteísmo, "cuando no había un sólo Dios, cuando las aguas hablaban,
cuando el sol hablaba, cuando los árboles y la sal y los animales habla-
ban", antes de la aparición del monoteísmo cristiano en nuestras tierras,
gran riqueza de imágenes y percepciones, la filosofía y la universalidad, la
de nuestros ancestros, para tratarlos con cariño y el respeto que inspiran.
No es permisible, dar un salto tan grande de lo enunciado, para incluir-
nos desde ya en la Revolución Bolivariana y la promoción de nuestro
Presidente, Socialismo Siglo XXI. Es necesario, no contemplar, pero sí
valorar todo lo que hemos hecho a nivel del planeta, inspirados por qué,
con qué o cuáles motivaciones, para quién, dónde y desde cuándo, cómo,
con cuántos esfuerzos, con quienes. Por qué.
LA DIALECTICA Y LAS CIENCIAS SOCIALES.
Conocemos de grandes eventos que se han sucedido en el planeta,
catástrofes naturales, grandes movimientos sociales, caída de imperios,
nacimiento y vigencia de otros, todo regido por las leyes inmersas en la
ciencia de la contradicción, la dialéctica, de la que consideramos de rele-
vante expositor, el camarada Mao Tse Tung, conocido como El Gran
Timonel, en sus "Tesis Filosóficas", infinitamente comprensibles por lo
directo e inmediato de su exposición, atribuible a su formación y oficio de
maestro, educador y luego tansformador de una realidad imposible, la libe-
ración del pueblo chino y la Gran Revolución China.
Hay otros autores, soviéticos y latinoamericanos, respecto a la dialécti-
ca, aunque me refiero al texto del camarada Mao, porque su contenido es
y ha sido referencia bibliográfica y metodológica en nuestra formación uni-
versitaria y muchos egresados lo conocen y han estudiado como tema
obligatorio de materia, esos planteamientos, las leyes de la dialéctica. No
escapamos acá de tener que mencionar el Materialismo Histórico, funda-
mento científico de las Ciencias Sociales, recordando también el plantea-
miento de Mario Bunge, "La Ciencia, su Método y su Filosofía", asumien-
Socialismo siglo-xxi
Socialismo siglo-xxi
Socialismo siglo-xxi
Socialismo siglo-xxi
Socialismo siglo-xxi
Socialismo siglo-xxi
Socialismo siglo-xxi
Socialismo siglo-xxi
Socialismo siglo-xxi
Socialismo siglo-xxi
Socialismo siglo-xxi
Socialismo siglo-xxi
Socialismo siglo-xxi
Socialismo siglo-xxi
Socialismo siglo-xxi
Socialismo siglo-xxi
Socialismo siglo-xxi
Socialismo siglo-xxi
Socialismo siglo-xxi
Socialismo siglo-xxi
Socialismo siglo-xxi
Socialismo siglo-xxi
Socialismo siglo-xxi
Socialismo siglo-xxi
Socialismo siglo-xxi
Socialismo siglo-xxi
Socialismo siglo-xxi
Socialismo siglo-xxi
Socialismo siglo-xxi
Socialismo siglo-xxi
Socialismo siglo-xxi
Socialismo siglo-xxi
Socialismo siglo-xxi
Socialismo siglo-xxi
Socialismo siglo-xxi
Socialismo siglo-xxi
Socialismo siglo-xxi
Socialismo siglo-xxi
Socialismo siglo-xxi
Socialismo siglo-xxi
Socialismo siglo-xxi
Socialismo siglo-xxi
Socialismo siglo-xxi
Socialismo siglo-xxi
Socialismo siglo-xxi
Socialismo siglo-xxi
Socialismo siglo-xxi
Socialismo siglo-xxi
Socialismo siglo-xxi

Más contenido relacionado

La actualidad más candente

Yara.al bounni
Yara.al bounniYara.al bounni
Yara.al bounniYara Al
 
Ensayo industrializacion
Ensayo industrializacionEnsayo industrializacion
Ensayo industrializacionktyescas
 
... Educación en chile
... Educación en chile... Educación en chile
... Educación en chilenobego
 
Socialismo, neoliberalismo y comunismo
Socialismo, neoliberalismo y comunismoSocialismo, neoliberalismo y comunismo
Socialismo, neoliberalismo y comunismoMAEG Guzmán
 
Ensayo socialismo vs capitalismo en el siglo xxi
Ensayo socialismo vs capitalismo en el siglo xxiEnsayo socialismo vs capitalismo en el siglo xxi
Ensayo socialismo vs capitalismo en el siglo xxigladys castellanos
 
Valores del capitalismo
Valores del capitalismoValores del capitalismo
Valores del capitalismoMaría Melo
 
Diapositiva de ideologías políticas clásicas
Diapositiva de ideologías políticas clásicasDiapositiva de ideologías políticas clásicas
Diapositiva de ideologías políticas clásicasDiego Cedamanos Rios
 
Economía capitalista vs Economía Socialista
Economía capitalista vs Economía SocialistaEconomía capitalista vs Economía Socialista
Economía capitalista vs Economía SocialistaRafael H Martínez G
 
Capitalismo vs socialismo 08 de julio de 2013
Capitalismo vs socialismo 08 de julio de 2013Capitalismo vs socialismo 08 de julio de 2013
Capitalismo vs socialismo 08 de julio de 2013Rafael Verde)
 
Justicia y ética en el momento actual de la globalizacion. autor german gutie...
Justicia y ética en el momento actual de la globalizacion. autor german gutie...Justicia y ética en el momento actual de la globalizacion. autor german gutie...
Justicia y ética en el momento actual de la globalizacion. autor german gutie...Sergio Quiroz
 
Globalizacion y Neoliberalismo, Elemento de una Critica. Autor Victor Barone
Globalizacion y Neoliberalismo, Elemento de una Critica. Autor Victor BaroneGlobalizacion y Neoliberalismo, Elemento de una Critica. Autor Victor Barone
Globalizacion y Neoliberalismo, Elemento de una Critica. Autor Victor BaroneSergio Quiroz
 
PresentacióN Socialismo Vs Capitalismo 20 10 2009
PresentacióN Socialismo Vs Capitalismo 20 10 2009PresentacióN Socialismo Vs Capitalismo 20 10 2009
PresentacióN Socialismo Vs Capitalismo 20 10 2009Adrián Figueroa
 
Csv antropología cuarto medio guia 1 cuestion social + encíclicas
Csv antropología cuarto medio guia 1 cuestion social + encíclicasCsv antropología cuarto medio guia 1 cuestion social + encíclicas
Csv antropología cuarto medio guia 1 cuestion social + encíclicasMartín De La Ravanal
 
Capitalismo, neoliberalismo, socialismo científico y socialismo del siglo xxi
Capitalismo, neoliberalismo, socialismo científico y socialismo del siglo xxiCapitalismo, neoliberalismo, socialismo científico y socialismo del siglo xxi
Capitalismo, neoliberalismo, socialismo científico y socialismo del siglo xxibalzanmc
 
Diferencias entre capitalismo y socialismo
Diferencias entre capitalismo y socialismo Diferencias entre capitalismo y socialismo
Diferencias entre capitalismo y socialismo RitaEvaGuerrero
 
Ideologías políticas clasicas
Ideologías políticas clasicasIdeologías políticas clasicas
Ideologías políticas clasicasJuan Panana
 
Capitalismo vs socialismo en el debate sobre vivienda
Capitalismo vs socialismo en el debate sobre viviendaCapitalismo vs socialismo en el debate sobre vivienda
Capitalismo vs socialismo en el debate sobre viviendacarlos romero
 
10 Razones para rechazar el socialismo
10 Razones para rechazar el socialismo10 Razones para rechazar el socialismo
10 Razones para rechazar el socialismoLuis Montes
 
EL SOCIALISMO DEL SIGLO XXI Y SU INCIDENCIA EN LA ECONOMÍA ECUATORIANA
 EL SOCIALISMO DEL SIGLO XXI Y SU INCIDENCIA EN LA ECONOMÍA ECUATORIANA EL SOCIALISMO DEL SIGLO XXI Y SU INCIDENCIA EN LA ECONOMÍA ECUATORIANA
EL SOCIALISMO DEL SIGLO XXI Y SU INCIDENCIA EN LA ECONOMÍA ECUATORIANARoberto Molina Ruales
 

La actualidad más candente (20)

Yara.al bounni
Yara.al bounniYara.al bounni
Yara.al bounni
 
Ensayo industrializacion
Ensayo industrializacionEnsayo industrializacion
Ensayo industrializacion
 
... Educación en chile
... Educación en chile... Educación en chile
... Educación en chile
 
Socialismo, neoliberalismo y comunismo
Socialismo, neoliberalismo y comunismoSocialismo, neoliberalismo y comunismo
Socialismo, neoliberalismo y comunismo
 
Ensayo socialismo vs capitalismo en el siglo xxi
Ensayo socialismo vs capitalismo en el siglo xxiEnsayo socialismo vs capitalismo en el siglo xxi
Ensayo socialismo vs capitalismo en el siglo xxi
 
Valores del capitalismo
Valores del capitalismoValores del capitalismo
Valores del capitalismo
 
Diapositiva de ideologías políticas clásicas
Diapositiva de ideologías políticas clásicasDiapositiva de ideologías políticas clásicas
Diapositiva de ideologías políticas clásicas
 
Economía capitalista vs Economía Socialista
Economía capitalista vs Economía SocialistaEconomía capitalista vs Economía Socialista
Economía capitalista vs Economía Socialista
 
Capitalismo vs socialismo 08 de julio de 2013
Capitalismo vs socialismo 08 de julio de 2013Capitalismo vs socialismo 08 de julio de 2013
Capitalismo vs socialismo 08 de julio de 2013
 
Justicia y ética en el momento actual de la globalizacion. autor german gutie...
Justicia y ética en el momento actual de la globalizacion. autor german gutie...Justicia y ética en el momento actual de la globalizacion. autor german gutie...
Justicia y ética en el momento actual de la globalizacion. autor german gutie...
 
Globalizacion y Neoliberalismo, Elemento de una Critica. Autor Victor Barone
Globalizacion y Neoliberalismo, Elemento de una Critica. Autor Victor BaroneGlobalizacion y Neoliberalismo, Elemento de una Critica. Autor Victor Barone
Globalizacion y Neoliberalismo, Elemento de una Critica. Autor Victor Barone
 
PresentacióN Socialismo Vs Capitalismo 20 10 2009
PresentacióN Socialismo Vs Capitalismo 20 10 2009PresentacióN Socialismo Vs Capitalismo 20 10 2009
PresentacióN Socialismo Vs Capitalismo 20 10 2009
 
Csv antropología cuarto medio guia 1 cuestion social + encíclicas
Csv antropología cuarto medio guia 1 cuestion social + encíclicasCsv antropología cuarto medio guia 1 cuestion social + encíclicas
Csv antropología cuarto medio guia 1 cuestion social + encíclicas
 
Capitalismo, neoliberalismo, socialismo científico y socialismo del siglo xxi
Capitalismo, neoliberalismo, socialismo científico y socialismo del siglo xxiCapitalismo, neoliberalismo, socialismo científico y socialismo del siglo xxi
Capitalismo, neoliberalismo, socialismo científico y socialismo del siglo xxi
 
Socialismo
SocialismoSocialismo
Socialismo
 
Diferencias entre capitalismo y socialismo
Diferencias entre capitalismo y socialismo Diferencias entre capitalismo y socialismo
Diferencias entre capitalismo y socialismo
 
Ideologías políticas clasicas
Ideologías políticas clasicasIdeologías políticas clasicas
Ideologías políticas clasicas
 
Capitalismo vs socialismo en el debate sobre vivienda
Capitalismo vs socialismo en el debate sobre viviendaCapitalismo vs socialismo en el debate sobre vivienda
Capitalismo vs socialismo en el debate sobre vivienda
 
10 Razones para rechazar el socialismo
10 Razones para rechazar el socialismo10 Razones para rechazar el socialismo
10 Razones para rechazar el socialismo
 
EL SOCIALISMO DEL SIGLO XXI Y SU INCIDENCIA EN LA ECONOMÍA ECUATORIANA
 EL SOCIALISMO DEL SIGLO XXI Y SU INCIDENCIA EN LA ECONOMÍA ECUATORIANA EL SOCIALISMO DEL SIGLO XXI Y SU INCIDENCIA EN LA ECONOMÍA ECUATORIANA
EL SOCIALISMO DEL SIGLO XXI Y SU INCIDENCIA EN LA ECONOMÍA ECUATORIANA
 

Destacado

Socialismo bolivariano o socialismo del siglo XXI
Socialismo bolivariano o socialismo del siglo XXISocialismo bolivariano o socialismo del siglo XXI
Socialismo bolivariano o socialismo del siglo XXIGioconda Nuñez
 
América Latina y el socialismo en el siglo XXI.
América Latina y  el socialismo en el siglo XXI.América Latina y  el socialismo en el siglo XXI.
América Latina y el socialismo en el siglo XXI.yunier Hechavarría
 
Socialismo del siglo xxi
Socialismo del siglo xxiSocialismo del siglo xxi
Socialismo del siglo xxiKimba 3
 
Socialismo del siglo xxi
Socialismo del siglo xxiSocialismo del siglo xxi
Socialismo del siglo xxiSharon Cermeño
 
Trabajo universidad venezolana
Trabajo universidad venezolanaTrabajo universidad venezolana
Trabajo universidad venezolanaKevinAscanio
 
Índice y portada de mi tesis
Índice y portada de mi tesisÍndice y portada de mi tesis
Índice y portada de mi tesislaryenso
 
Examen parcial universidaad y conocimiento
Examen parcial universidaad y conocimientoExamen parcial universidaad y conocimiento
Examen parcial universidaad y conocimientodianahermosillo
 
De la cruz 3 escuelas del ave maría
De la cruz 3 escuelas del ave maríaDe la cruz 3 escuelas del ave maría
De la cruz 3 escuelas del ave maríaalvaro alcocer sotil
 
Microfinanzas primera unidad
Microfinanzas primera unidadMicrofinanzas primera unidad
Microfinanzas primera unidadKatty Flores
 
Bachillerato general unificado
Bachillerato general unificadoBachillerato general unificado
Bachillerato general unificadoDARWIN PUGO
 
CASO IBM. "La nube en la educación y en el e-learning"
CASO IBM. "La nube en la educación y en el e-learning"CASO IBM. "La nube en la educación y en el e-learning"
CASO IBM. "La nube en la educación y en el e-learning"CRISEL BY AEFOL
 

Destacado (20)

Socialismo bolivariano o socialismo del siglo XXI
Socialismo bolivariano o socialismo del siglo XXISocialismo bolivariano o socialismo del siglo XXI
Socialismo bolivariano o socialismo del siglo XXI
 
América Latina y el socialismo en el siglo XXI.
América Latina y  el socialismo en el siglo XXI.América Latina y  el socialismo en el siglo XXI.
América Latina y el socialismo en el siglo XXI.
 
Socialismo del siglo xxi
Socialismo del siglo xxiSocialismo del siglo xxi
Socialismo del siglo xxi
 
El Modo de Produccion Sovietico y del Socialismo del Siglo XXI en Venezuela
El Modo de Produccion Sovietico y del Socialismo del Siglo XXI en VenezuelaEl Modo de Produccion Sovietico y del Socialismo del Siglo XXI en Venezuela
El Modo de Produccion Sovietico y del Socialismo del Siglo XXI en Venezuela
 
Socialismo del siglo xxi
Socialismo del siglo xxiSocialismo del siglo xxi
Socialismo del siglo xxi
 
Trabajo universidad venezolana
Trabajo universidad venezolanaTrabajo universidad venezolana
Trabajo universidad venezolana
 
Indice anexos
Indice anexosIndice anexos
Indice anexos
 
Índice y portada de mi tesis
Índice y portada de mi tesisÍndice y portada de mi tesis
Índice y portada de mi tesis
 
Examen parcial universidaad y conocimiento
Examen parcial universidaad y conocimientoExamen parcial universidaad y conocimiento
Examen parcial universidaad y conocimiento
 
De la cruz 3 escuelas del ave maría
De la cruz 3 escuelas del ave maríaDe la cruz 3 escuelas del ave maría
De la cruz 3 escuelas del ave maría
 
Microfinanzas primera unidad
Microfinanzas primera unidadMicrofinanzas primera unidad
Microfinanzas primera unidad
 
Pioneros de la computación
Pioneros de la computaciónPioneros de la computación
Pioneros de la computación
 
Volkswagen 1
Volkswagen 1 Volkswagen 1
Volkswagen 1
 
Mi marca propia
Mi marca propiaMi marca propia
Mi marca propia
 
Bachillerato general unificado
Bachillerato general unificadoBachillerato general unificado
Bachillerato general unificado
 
CASO IBM. "La nube en la educación y en el e-learning"
CASO IBM. "La nube en la educación y en el e-learning"CASO IBM. "La nube en la educación y en el e-learning"
CASO IBM. "La nube en la educación y en el e-learning"
 
Moros y cristianos_petrer-paquito
Moros y cristianos_petrer-paquitoMoros y cristianos_petrer-paquito
Moros y cristianos_petrer-paquito
 
06 mpls
06 mpls06 mpls
06 mpls
 
Ejemplo TCP-IP
Ejemplo TCP-IPEjemplo TCP-IP
Ejemplo TCP-IP
 
Negocio en internet
Negocio en internetNegocio en internet
Negocio en internet
 

Similar a Socialismo siglo-xxi

Golpe de timon 23 10-12
Golpe de timon 23 10-12Golpe de timon 23 10-12
Golpe de timon 23 10-12Rafael Verde)
 
Golpe de timon 23 10-12
Golpe de timon 23 10-12Golpe de timon 23 10-12
Golpe de timon 23 10-12Rafael Verde)
 
cuadernillo_tareas_funciones_estructuras_medias_psuv.pdf
cuadernillo_tareas_funciones_estructuras_medias_psuv.pdfcuadernillo_tareas_funciones_estructuras_medias_psuv.pdf
cuadernillo_tareas_funciones_estructuras_medias_psuv.pdfeduingonzalez3
 
DOCUMENTO PARA EL I CONGRESO DEL GPPSB
DOCUMENTO PARA EL I CONGRESO DEL GPPSBDOCUMENTO PARA EL I CONGRESO DEL GPPSB
DOCUMENTO PARA EL I CONGRESO DEL GPPSBuser8000
 
Documento final de intelectuales
Documento final de intelectualesDocumento final de intelectuales
Documento final de intelectualesuser8000
 
Educacion bolivariana_PPT
Educacion bolivariana_PPTEducacion bolivariana_PPT
Educacion bolivariana_PPTMauri Rojas
 
Sigamos la huella de nuestro amado comandante chavez
Sigamos la huella de nuestro amado comandante chavezSigamos la huella de nuestro amado comandante chavez
Sigamos la huella de nuestro amado comandante chavezRafael Verde)
 
Propuesta del candidato de la patria
Propuesta del candidato de la patriaPropuesta del candidato de la patria
Propuesta del candidato de la patriaAlbert Ramirez
 
Propuesta del candidato de la patria
Propuesta del candidato de la patriaPropuesta del candidato de la patria
Propuesta del candidato de la patriaAlbert Ramirez
 
Propuesta del candidato de la patria
Propuesta del candidato de la patriaPropuesta del candidato de la patria
Propuesta del candidato de la patriaAlbert Ramirez
 
El poder popular y las comunas
El poder popular y las comunasEl poder popular y las comunas
El poder popular y las comunasJulio13284
 
Chavez
ChavezChavez
ChavezBlyrh
 
Contra Continuo Por Dentro. Pp Cadafe
Contra Continuo Por Dentro. Pp CadafeContra Continuo Por Dentro. Pp Cadafe
Contra Continuo Por Dentro. Pp Cadafeluzestrella40
 
Ensayo estudio comparado
Ensayo estudio comparadoEnsayo estudio comparado
Ensayo estudio comparadoabelantonioo
 
La revolución bolivariana por alan woods
La revolución bolivariana por alan woodsLa revolución bolivariana por alan woods
La revolución bolivariana por alan woodsRafael Verde)
 

Similar a Socialismo siglo-xxi (20)

Golpe de timon 23 10-12
Golpe de timon 23 10-12Golpe de timon 23 10-12
Golpe de timon 23 10-12
 
Golpe de timon 23 10-12
Golpe de timon 23 10-12Golpe de timon 23 10-12
Golpe de timon 23 10-12
 
Neyda urbina
Neyda urbinaNeyda urbina
Neyda urbina
 
cuadernillo_tareas_funciones_estructuras_medias_psuv.pdf
cuadernillo_tareas_funciones_estructuras_medias_psuv.pdfcuadernillo_tareas_funciones_estructuras_medias_psuv.pdf
cuadernillo_tareas_funciones_estructuras_medias_psuv.pdf
 
Socialismo SXXI.pdf
Socialismo SXXI.pdfSocialismo SXXI.pdf
Socialismo SXXI.pdf
 
DOCUMENTO PARA EL I CONGRESO DEL GPPSB
DOCUMENTO PARA EL I CONGRESO DEL GPPSBDOCUMENTO PARA EL I CONGRESO DEL GPPSB
DOCUMENTO PARA EL I CONGRESO DEL GPPSB
 
Documento final de intelectuales
Documento final de intelectualesDocumento final de intelectuales
Documento final de intelectuales
 
Educacion bolivariana_PPT
Educacion bolivariana_PPTEducacion bolivariana_PPT
Educacion bolivariana_PPT
 
Sigamos la huella de nuestro amado comandante chavez
Sigamos la huella de nuestro amado comandante chavezSigamos la huella de nuestro amado comandante chavez
Sigamos la huella de nuestro amado comandante chavez
 
Propuesta del candidato de la patria
Propuesta del candidato de la patriaPropuesta del candidato de la patria
Propuesta del candidato de la patria
 
Propuesta del candidato de la patria
Propuesta del candidato de la patriaPropuesta del candidato de la patria
Propuesta del candidato de la patria
 
Propuesta del candidato de la patria
Propuesta del candidato de la patriaPropuesta del candidato de la patria
Propuesta del candidato de la patria
 
El poder popular y las comunas
El poder popular y las comunasEl poder popular y las comunas
El poder popular y las comunas
 
Chavez
ChavezChavez
Chavez
 
Contra Continuo Por Dentro. Pp Cadafe
Contra Continuo Por Dentro. Pp CadafeContra Continuo Por Dentro. Pp Cadafe
Contra Continuo Por Dentro. Pp Cadafe
 
Alienación. Por: Franz Lee
Alienación. Por: Franz LeeAlienación. Por: Franz Lee
Alienación. Por: Franz Lee
 
Nuevo modelo-educativo
Nuevo modelo-educativoNuevo modelo-educativo
Nuevo modelo-educativo
 
Nuevo modelo-educativo
Nuevo modelo-educativoNuevo modelo-educativo
Nuevo modelo-educativo
 
Ensayo estudio comparado
Ensayo estudio comparadoEnsayo estudio comparado
Ensayo estudio comparado
 
La revolución bolivariana por alan woods
La revolución bolivariana por alan woodsLa revolución bolivariana por alan woods
La revolución bolivariana por alan woods
 

Más de Mario Ticona

Dossier de calidad
Dossier de calidadDossier de calidad
Dossier de calidadMario Ticona
 
Presentación UNI FIM
Presentación UNI FIMPresentación UNI FIM
Presentación UNI FIMMario Ticona
 
Ceramico cocina (metrado) ticona sancho paul
Ceramico cocina (metrado) ticona sancho paulCeramico cocina (metrado) ticona sancho paul
Ceramico cocina (metrado) ticona sancho paulMario Ticona
 
Educacion 7 evaluacion
Educacion 7 evaluacionEducacion 7 evaluacion
Educacion 7 evaluacionMario Ticona
 
Guía para elab. de diagramas de fluo (1)
Guía para elab. de diagramas de fluo (1)Guía para elab. de diagramas de fluo (1)
Guía para elab. de diagramas de fluo (1)Mario Ticona
 

Más de Mario Ticona (8)

Dossier de calidad
Dossier de calidadDossier de calidad
Dossier de calidad
 
Presentación UNI FIM
Presentación UNI FIMPresentación UNI FIM
Presentación UNI FIM
 
Cap04 01
Cap04 01Cap04 01
Cap04 01
 
A53 mp
A53 mpA53 mp
A53 mp
 
Ceramico cocina (metrado) ticona sancho paul
Ceramico cocina (metrado) ticona sancho paulCeramico cocina (metrado) ticona sancho paul
Ceramico cocina (metrado) ticona sancho paul
 
Redondeo
RedondeoRedondeo
Redondeo
 
Educacion 7 evaluacion
Educacion 7 evaluacionEducacion 7 evaluacion
Educacion 7 evaluacion
 
Guía para elab. de diagramas de fluo (1)
Guía para elab. de diagramas de fluo (1)Guía para elab. de diagramas de fluo (1)
Guía para elab. de diagramas de fluo (1)
 

Último

Boletin semanal informativo 20 Mayo 2024.pdf
Boletin semanal informativo 20 Mayo 2024.pdfBoletin semanal informativo 20 Mayo 2024.pdf
Boletin semanal informativo 20 Mayo 2024.pdfNueva Canarias-BC
 
El espíritu de las leyes (Montesquieu).pdf
El espíritu de las leyes (Montesquieu).pdfEl espíritu de las leyes (Montesquieu).pdf
El espíritu de las leyes (Montesquieu).pdfVictorHugoRabanal
 
Amparo del Consejo de Abogados contra Cecilia Córdoba
Amparo del Consejo de Abogados contra Cecilia CórdobaAmparo del Consejo de Abogados contra Cecilia Córdoba
Amparo del Consejo de Abogados contra Cecilia CórdobaEduardo Nelson German
 
Mapa Conceptual Siglo XVIII Jose yajure
Mapa Conceptual Siglo XVIII   Jose yajureMapa Conceptual Siglo XVIII   Jose yajure
Mapa Conceptual Siglo XVIII Jose yajurejoseyajure3
 
Manifiesto del PP para las elecciones europeas de 2024.
Manifiesto del PP para las elecciones europeas de 2024.Manifiesto del PP para las elecciones europeas de 2024.
Manifiesto del PP para las elecciones europeas de 2024.20minutos
 
Programa electoral del PSOE para las elecciones europeas
Programa electoral del PSOE para las elecciones europeasPrograma electoral del PSOE para las elecciones europeas
Programa electoral del PSOE para las elecciones europeas20minutos
 
Láminas crecimiento económico Venezuela.pdf
Láminas crecimiento económico Venezuela.pdfLáminas crecimiento económico Venezuela.pdf
Láminas crecimiento económico Venezuela.pdfteleSUR TV
 
Programa de Sumar Elecciones Europeas 9-J.
Programa de Sumar Elecciones Europeas 9-J.Programa de Sumar Elecciones Europeas 9-J.
Programa de Sumar Elecciones Europeas 9-J.20minutos
 
PRECIOS_M_XIMOS_VIGENTES_DEL_26_DE_MAYO_AL_1_DE_JUNIO_DE_2024.pdf
PRECIOS_M_XIMOS_VIGENTES_DEL_26_DE_MAYO_AL_1_DE_JUNIO_DE_2024.pdfPRECIOS_M_XIMOS_VIGENTES_DEL_26_DE_MAYO_AL_1_DE_JUNIO_DE_2024.pdf
PRECIOS_M_XIMOS_VIGENTES_DEL_26_DE_MAYO_AL_1_DE_JUNIO_DE_2024.pdfredaccionxalapa
 
Programa electoral del PNV para las elecciones europeas 2024.
Programa electoral del PNV para las elecciones europeas 2024.Programa electoral del PNV para las elecciones europeas 2024.
Programa electoral del PNV para las elecciones europeas 2024.20minutos
 
Programa de Ciudadanos para las elecciones europeas 2024.
Programa de Ciudadanos para las elecciones europeas 2024.Programa de Ciudadanos para las elecciones europeas 2024.
Programa de Ciudadanos para las elecciones europeas 2024.20minutos
 
Manifiesto Ahora Repúblicas Elecciones Europeas 9J
Manifiesto Ahora Repúblicas Elecciones Europeas 9JManifiesto Ahora Repúblicas Elecciones Europeas 9J
Manifiesto Ahora Repúblicas Elecciones Europeas 9J20minutos
 
Manifiesto de Coalición Canaria para las elecciones europeas 2024.
Manifiesto de Coalición Canaria para las elecciones europeas 2024.Manifiesto de Coalición Canaria para las elecciones europeas 2024.
Manifiesto de Coalición Canaria para las elecciones europeas 2024.20minutos
 

Último (14)

Boletin semanal informativo 20 Mayo 2024.pdf
Boletin semanal informativo 20 Mayo 2024.pdfBoletin semanal informativo 20 Mayo 2024.pdf
Boletin semanal informativo 20 Mayo 2024.pdf
 
El espíritu de las leyes (Montesquieu).pdf
El espíritu de las leyes (Montesquieu).pdfEl espíritu de las leyes (Montesquieu).pdf
El espíritu de las leyes (Montesquieu).pdf
 
Amparo del Consejo de Abogados contra Cecilia Córdoba
Amparo del Consejo de Abogados contra Cecilia CórdobaAmparo del Consejo de Abogados contra Cecilia Córdoba
Amparo del Consejo de Abogados contra Cecilia Córdoba
 
Mapa Conceptual Siglo XVIII Jose yajure
Mapa Conceptual Siglo XVIII   Jose yajureMapa Conceptual Siglo XVIII   Jose yajure
Mapa Conceptual Siglo XVIII Jose yajure
 
Manifiesto del PP para las elecciones europeas de 2024.
Manifiesto del PP para las elecciones europeas de 2024.Manifiesto del PP para las elecciones europeas de 2024.
Manifiesto del PP para las elecciones europeas de 2024.
 
LA CRÓNICA COMARCA DE ANTEQUERA _ Nº 1082
LA CRÓNICA COMARCA DE ANTEQUERA _ Nº 1082LA CRÓNICA COMARCA DE ANTEQUERA _ Nº 1082
LA CRÓNICA COMARCA DE ANTEQUERA _ Nº 1082
 
Programa electoral del PSOE para las elecciones europeas
Programa electoral del PSOE para las elecciones europeasPrograma electoral del PSOE para las elecciones europeas
Programa electoral del PSOE para las elecciones europeas
 
Láminas crecimiento económico Venezuela.pdf
Láminas crecimiento económico Venezuela.pdfLáminas crecimiento económico Venezuela.pdf
Láminas crecimiento económico Venezuela.pdf
 
Programa de Sumar Elecciones Europeas 9-J.
Programa de Sumar Elecciones Europeas 9-J.Programa de Sumar Elecciones Europeas 9-J.
Programa de Sumar Elecciones Europeas 9-J.
 
PRECIOS_M_XIMOS_VIGENTES_DEL_26_DE_MAYO_AL_1_DE_JUNIO_DE_2024.pdf
PRECIOS_M_XIMOS_VIGENTES_DEL_26_DE_MAYO_AL_1_DE_JUNIO_DE_2024.pdfPRECIOS_M_XIMOS_VIGENTES_DEL_26_DE_MAYO_AL_1_DE_JUNIO_DE_2024.pdf
PRECIOS_M_XIMOS_VIGENTES_DEL_26_DE_MAYO_AL_1_DE_JUNIO_DE_2024.pdf
 
Programa electoral del PNV para las elecciones europeas 2024.
Programa electoral del PNV para las elecciones europeas 2024.Programa electoral del PNV para las elecciones europeas 2024.
Programa electoral del PNV para las elecciones europeas 2024.
 
Programa de Ciudadanos para las elecciones europeas 2024.
Programa de Ciudadanos para las elecciones europeas 2024.Programa de Ciudadanos para las elecciones europeas 2024.
Programa de Ciudadanos para las elecciones europeas 2024.
 
Manifiesto Ahora Repúblicas Elecciones Europeas 9J
Manifiesto Ahora Repúblicas Elecciones Europeas 9JManifiesto Ahora Repúblicas Elecciones Europeas 9J
Manifiesto Ahora Repúblicas Elecciones Europeas 9J
 
Manifiesto de Coalición Canaria para las elecciones europeas 2024.
Manifiesto de Coalición Canaria para las elecciones europeas 2024.Manifiesto de Coalición Canaria para las elecciones europeas 2024.
Manifiesto de Coalición Canaria para las elecciones europeas 2024.
 

Socialismo siglo-xxi

  • 1.
  • 2.
  • 3. SOCIALISMO SIGLO XXI EN LA REVOLUCION BOLIVARIANA
  • 4. Titulo: Socialismo Siglo XXI en la Revolución Bolivariana © 2006, Ramón Antonio Padrón Impreso en Venezuela -Printed in Venezuela
  • 5. GOBIERNO BOLIVARIANO DEL ESTADO APURE CAPITAN (EJ) JESUS AGUILARTE GAMEZ Gobernador Dr. NELSON MELGAREJO Secretario Ejecutivo de Gobierno
  • 6.
  • 7. INSTITUTO CIENTIFICO-TECNICO DE INVESTIGACION Y APLICACION NICOLAS COPERNICO AUTORIDADES Prof. RAMON ANTONIO PADRON Dirección General Geogª ADELA IRAIDA PADRON PEÑA Coordinación General Prof. GANIMEDES JOSE CABRERA FERMIN Dirección Académica Prof. IRAIDA JOSEFINA PEÑA ARAUJO Dirección Administrativa Dr. JOAQUIN BELLO MARCANO Asesor Legal
  • 8. DEDICATORIA Al entrañable camarada Pedro Ortega Díaz. Aunque eres eterno, Te marchaste antes de tiempo.
  • 9. "Aún así, que somos románticos se nos dice, somos hijos de un tiempo y producto de todos los tiempos, para los tiempos que vienen". Ramón Antonio Padrón
  • 10. RECONOCIMIENTO Al compatriota y camarada, Jesús Alberto Aguilarte Gámez, Gobernador Bolivariano del Estado Apure, quien con su invalorable y persistente estimulo y apoyo revolucionario hizo posible la edi- ción del presente libro popular, uno de sus ejemplos de cómo hacer realidad los sue- ños del Libertador Simón Bolívar, el Ilustre Maestro, Simón Rodríguez y el Presidente de la Republica Bolivariana de Venezuela, Comandante, Hugo Rafael Chávez Frías, de orientar y educar al pueblo, para lograr así el desarrollo inte- gral de la nación.
  • 11. AGRADECIMIENTO A la directiva y el personal del diario abc de Apure, especialmente a su direc- tor, Licenciado Alirio Enrique Rumbos Rodríguez, quienes siempre estuvieron pendientes e hicieron oportunas y desin- teresadas sugerencias para que durante el año 2005, se publicarán secuencial- mente páginas que orientaran a todos, gobernantes y soberano, en la necesidad de seguir llevando adelante y consolidan- do, día a día, el proceso político bolivaria- no y revolucionario que comanda nuestro máximo líder y Presidente de la República Bolivariana de Venezuela, Comandante Hugo Rafael Chávez Frías, guiado por los ideales del Libertador Simón Bolívar.
  • 12.
  • 13. CONTENIDO NOTA DEL AUTOR PROLOGO INTRODUCCION El Desarrollo Rural en la Revolución Bolivariana 25 - O inventamos o erramos - Extraños visitantes. - Y entonces - La Porfía. - La Ruta Crítica. - El cambio cualitativo. La Ocupación del Espacio Rural Presente en la Revolución Bolivariana 33 - Los Conceptos - La Lucha por la Existencia - La Propiedad Territorial Agraria - El momento pedagógico - La Muestra Espacial - La Distribución Predial - El Latifundio en la Distribución Predial - La Alternativa La Seguridad Alimentaria en la Revolución Bolivariana 41 - SEGURIDAD ALIMENTARIA - Fundamentos - La Seguridad Alimentaria - Los Controles y la garantía del sistema - Las Vulnerabilidades - Los Actores La Seguridad Alimentaria como sistema en la Revolución Bolivariana 47 - Rico País de Indigentes - La Acción de las masas afectadas - Los Objetivos - El Producto - Actividades iniciales
  • 14. CONTENIDO - La Gerencia - Instrumentación e Instrumentos La Estrategia en la Revolución Bolivariana 55 - La Planificación Estratégica - El Esfuerzo - El Desarrollo Endógeno - El Desarrollo Endógeno como Proyecto Estratégico - La Gestión Descentralizada La Situación en la Revolución Bolivariana 61 - La Situación - El Momento Explicativo - El Momento Normativo - El Momento Estratégico - Momento Táctico-Operacional El Análisis Espacial en la Revolución Bolivariana 69 - Lo Normativo - Todo tiene lugar en el espacio - Nuestro contenido espacial - Conflictos de uso del espacio - La metodología y técnicas - El Análisis Espacial en la Revolución Bolivariana - El Agua - Alerta Socialismo Siglo XXI en la Revolución Bolivariana 77 - Los Prolegómenos - La dialéctica y las Ciencias Sociales - Lo que ha sucedido - La Gran Tarea - La Nueva Etapa - La Brigada de los 100 años - El Ideario Bolivariano El Desarrollo Científico-Tecnológico en la Revolución Bolivariana 85 - La Ciencia y el Desarrollo Endógeno - La Integración - Una Patria Nuestra
  • 15. CONTENIDO - La dependencia - El Monopolio - La Independencia Fustigo mi caballo veloz y volteo atónito al ver el cielo dos metros más arriba 93 - La ética en la lucha revolucionaria - Nuestro Presidente nos educa - La Etica en la construcción del futuro - En la Producción Social - La Tierra y el Hombre - El Empujón Moral - Todo Bajo el Cielo - Lo Bueno, lo Malo y lo Feo El socialismo, la igualdad y la justicia 99 - El socialismo - Los trabajadores - Otra vez la Planificación Estratégica - El Poder para los Pobres y la Economía Política - Los cuadros de la revolución - Luchar por la lucha, no por el laurel - Sobre el terreno - Los recursos y "Don Francisco" - Nuestros recursos - Los recursos en la construcción del socialismo - Nuestra referencia espacial - La organización y el empleo de los pobres - La organización de la población La Tierra. Nuestra Madre Tierra 113 - El Principio del Principio - El Hogar del Hombre - La Madre Tierra y sus Hijos - Un Cuerpo Vivo - Hemos Ganado la Paz - Nuestra lucha por la tierra - Homenaje al Guerrillero Heroico
  • 16.
  • 17. NOTA DEL AUTOR Consciente de la inminencia e intensidad del gran esfuerzo educa- tivo que nos exige la concreción social y espacial de los postulados de la Revolución Bolivariana, señalados en la Constitución de la República Bolivariana de Venezuela, hemos tomado la iniciativa peda- gógica de llevar a todos los actores en este gran trabajo de construc- ción del país, el tratamiento científico-político de los principales temas que nos ocupan en esta Nueva Etapa de la Revolución Bolivariana. Confiamos en que en el manejo de estos planteamientos, surjan con suficiente claridad la magnitud de las exigencias de las situacio- nes emergentes en el devenir de nuestro proceso de liberación, cuan- do secuencialmente referimos los estadios fundamentales del qué hacer, cómo hacerlo, dónde hacerlo, con qué y con quién hacerlo. Satisfecho de haber emprendido y otorgado la voluntad que nos será compensada con el logro de este cometido, entrego este aporte a la conciencia de nuestros compatriotas empeñados en la Construcción de una Patria Nuestra.
  • 18.
  • 19. Escribir, a manera de prólogo para un libro con este "Socialismo Siglo XXI en la Revolución Bolivariana", bien puede resultar tarea un tanto ardua. Al menos para mí, que no tengo mayores conocimientos en la materia de la cual aquí se trata, como es el problema agrario en el contexto del proceso revolucionario que estamos viviendo ahora en nuestro país. Pero igualmente, porque el autor del libro es un viejo y muy querido camarada de luchas revolucionarias, Ramón Antonio Padrón, de cuyo tesón en el estudio sistemático y permanente del citado proble- ma sí puedo dar testimonio, aunque a riesgo de que nuestro confesado nexo de amistad haga mella en el requerido espíritu crítico de mi parte. De todos modos, me arriesgo a emitir algunos criterios míos sobre un aspec- to que en este libro recibe particular atención, y me refiero al tema de la seguridad alimentaria. Se le define "como la garantía a cada individuo de una ingesta alimen- taria adecuada y suficiente para el desarrollo de sus actividades vitales, físicas e intelectuales" (pág. 41), y el autor presenta toda una serie de consideraciones con- cretas con la finalidad de contribuir a la materialización de un Sistema Nacional de Seguridad Alimentaria. En otras palabras, nos propone una fórmula para dar solu- ción al problema del hambre. Pienso yo que problemas tales como el hambre y la falta de vivienda, proba- blemente los más sintomáticos y extendidos a escala mundial de lo que se deno- mina pobreza, son productos inevitables de toda sociedad con una economía basada en la propiedad privada de los medios de producción. Sólo la socialización de esos medios de producción, o sea la instauración de un modo de producción conocido con el nombre de socialismo, puede en alguna medida considerable pro- ceder a librar una lucha efectiva contra el fenómeno de la pobreza. Pues el fenómeno está ligado directamente a una situación que es una de las características esenciales del modo de producción capitalista: el desempleo. Mientras que la característica más notable del sistema socialista es precisamente la del pleno empleo, es decir, que para todo ser humano el trabajo es a la vez un derecho y un deber, y el Estado se encarga de hacer realidad ese precepto. Con toda razón afirma nuestro camarada Padrón: "La categoría Fuerza de Trabajo en la producción social, es la que verdaderamente puede construir una sociedad de iguales y de justicia..." (pág. 102). Este libro, sin duda que represen- ta una valiosa aportación al debate ahora en curso sobre las orientaciones reque- ridas para llevar a buen puerto a la actual Revolución Bolivariana. PROLOGO Jerónimo Carrera Presidente de Partido Comunista de Venezuela Mayo 2006
  • 20.
  • 21. INTRODUCCION La necesidad eminente de fortalecer la capacidad de análisis y de toma de decisiones de nuestro contingente revolucionario, nos induce a la concreción de esta iniciativa en el tratamiento de temas que conside- ramos fundamentales en la conformación del Poder Popular, en la Nueva Etapa de la Revolución Bolivariana. Tratamos inicialmente el tema "El Desarrollo Rural en la Revolución Bolivariana", donde se describe de manera somera y secuencial los hechos más relevantes, en nuestro criterio, sucedidos en el proceso de ocupación del espacio desde el Abi-Ayala ancestral, hasta la aplicación de la Ley de Tierras y Desarrollo Agrario. Continuamos con el tema: "La Ocupación del Espacio Presente en la Revolución Bolivariana", en el que analizamos conceptualmente las inciden- cias de las leyes naturales hasta la muestra espacial, cuyos patrones de ocupación del espacio y modalidades de ocupación, nos describen una situación de latifundio, inconstitucional e inconcebible en un país de futuro. Así tratamos Los Conceptos, la Lucha por la Existencia, la Propiedad Territorial Agraria, el Momento Pedagógico, la Muestra Espacial, la Distribución Predial, el Latifundio en la Distribución Predial y La Alternativa. Nos ocupamos inmediatamente de la "Seguridad Alimentaria en la Revolución Bolivariana", aquí tratamos el Concepto Constitucional (Art. 305) como epígrafe, Fundamentos, la Seguridad Alimentaria en sus relaciones de causalidad, las Vulnerabilidades y los Actores. En el tema subsiguiente tratamos "La Seguridad Alimentaria como Sistema en la Revolución Bolivariana", señalando la condición hereda- da de un Rico País de Indigentes, la Acción de las Masas Afectadas, los objetivos, el producto, las actividades iniciales y la gerencia. El tema "La Estrategia en la Revolución Bolivariana", lo abordamos con el epígrafe del artículo 299 de nuestra Constitución Bolivariana, continuamos con la metodología constitucional de la Planificación Estratégica, en la Nueva Etapa y el Gran Salto Adelante, refiriéndonos a El Esfuerzo, Desarrollo Endógeno, al Desarrollo Endógeno como Proyecto Estratégico y la Gestión Descentralizada. Como continuidad en el estudio de la estrategia, exponemos sobre el tema "La Situación en la Revolución Bolivariana", en el que tratamos sobre la metodología de la Planificación Estratégica y los híbridos pre- sentes en diversas propuestas de gestión, así nos referimos a La Situación, El Momento Explicativo, el Momento Normativo, el Momento
  • 22. Estratégico y el Momento Táctico Operacional de esa metodología y los aportes del entrañable Dr. Carlos Matus (+). Con especial atención tratamos el tema "El Análisis Espacial en la Revolución Bolivariana", donde nos recorremos por la normativa, la atención a que todo tiene lugar en el espacio, nuestro contenido espa- cial. La comprensión del significado de nuestros espacios acuáticos y el hábitat, los conflictos de uso del espacio, la metodología y técnicas, el análisis espacial en la Revolución Bolivariana, el agua y un alerta temprana respecto a nuestros planes de desarrollo del espacio. En aproximaciones sucesivas al contenido de la Revolución Bolivariana, tratamos el tema "Socialismo Siglo XXI en la Revolución Bolivariana, La Nueva Etapa" vistos los Prolegómenos, La dialéctica y las ciencias sociales. Lo que ha sucedido, La gran tarea, La Nueva Etapa, la Brigada de los 100 años y el Ideario Bolivariano Como tema vital en este contenido, tratamos "El Desarrollo Científico-Tecnológico en la Revolución Bolivariana", partiendo de un epígrafe conceptual de Carlos Marx, tratamos a La Ciencia y el Desarrollo Endógeno, La Integración, lo pertinente a Una Patria Nuestra y el papel del conocimiento científico, La Dependencia, El Monopolio y La Independencia en el ámbito científico-técnico. Todo tomado como conformación global de la Gran Estrategia "2021 POBREZA CERO". Seguidamente, evocamos a nuestro camarada Ho Chi Minh, "Fustigo mi caballo veloz y volteo atónito al ver el cielo dos metros más arriba", para enfatizar sobre la ética revolucionaria, la escuela andante de nuestro Presidente, la producción social y el alerta permanente que nos permite advertir la evasión de lo no deseado. Arribamos al tema central del propósito de la Revolución Bolivariana, el socialismo, la igualdad y la justicia, partiendo de nues- tras anotaciones del camarada Pedro Ortega Díaz, contemplamos el concepto de la fuerza de trabajo y los trabajadores, involucrados en la participación de la planificación estratégica, los recursos y la economía política refiriéndonos finalmente a la organización de la población en estos momentos de niveles críticos de amenaza antiimperialista. Finalmente, nos referimos a la madre que nos quita el sueño, a "la tierra, nuestra madre tierra", donde descansan todas nuestras luchas y nacen todas las esperanzas que abrigamos y que nos proveen el amor y el furor con que indefectiblemente vamos a vencer. HOMENAJE AL GUERRILLERO HEROICO.
  • 23. .: SOCIALISMO SIGLO XXI EN LA REVOLUCIÓN BOLIVARIANA :. EL DESARROLLO RURAL EN LA REVOLUCION BOLIVARIANA
  • 24.
  • 25. .: SOCIALISMO SIGLO XXI EN LA REVOLUCIÓN BOLIVARIANA 25 EL DESARROLLO RURAL EN LA REVOLUCION BOLIVARIANA "O INVENTAMOS O ERRAMOS". Abordar el problema del desarrollo Rural en las presentes condicio- nes del país, amerita una serie de consideraciones, en primer lugar de orden político, en lo trascendental de las decisiones necesarias para lograrlo y la modalidad de aplicación de la normativa constitucional pacífica, democrática y participativa. Alcanzar el éxito con armonía y eficiencia en este cometido, somete a prueba nuestra conciencia ciudadana, nuestro temple revo- lucionario y la madurez patriótica, para asimilar los avatares del pasado y entregarlos a la construcción del futuro con una acabada percepción en el manejo de las contingencias inherentes al propósi- to de la revolución agraria y nuestra reivindicación como país sobe- rano, aún más, cuando fluye sobre nosotros la máxima de nuestro maestro mayor, Don Simón Rodríguez, "o inventamos o erramos" inundando los campos y enriqueciendo nuestra visión de país. Al entregarnos con denuedo al logro de nuestra aspiración boliva- riana, retomamos el compromiso histórico que nos corresponde y nos sometemos a la reflexión sobre acontecimientos y hechos referidos como preámbulo, de nuestros orígenes y el origen del problema que hoy nos ocupa, el Desarrollo Rural. EXTRAÑOS VISITANTES. Alterada la cotidianidad de la relación hombre-naturaleza, conside- radas en su status de hábitat precolombino con la presencia de la inmi- gración europea a nuestro continente, se inicia una intervención pro- funda sobre la concepción y condiciones de la ocupación del espacio e interrumpe la secuencia evolutiva del Abia-yala ancestral. La prosecución de la conquista y la ocupación violenta del espacio transformada en relaciones de poder, justifica la posesión de grandes extensiones a ese contingente inmigratorio, devenido luego en enco- miendas mediante Cédulas Reales, por potestad de la corona españo- la, delegado a ésta tal derecho por Dios, a través del Papa Alejandro VI, Sumo Pontífice de la Iglesia Romana para el entonces.
  • 26. Y ENTONCES… Establecidos como colonia en sucesivos contingentes migratorios, de exploraciones, extensión de fronteras y ocupación, asentados luego como ocupantes permanentes, explotando esos espacios a favor de la corona española, a la usanza del feudalismo europeo, mediante el modelo de plantaciones en lo agrícola y mano de obra esclava, transcurre un largo período ("Trescientos años no bastan"), Simón Bolívar) de usurpación, sometimiento y barbarie, comunes a la ocupación colonial del imperio español en el continente y similar a imperios en otras partes del mundo en la misma época, historia cono- cida, cuyas contradicciones propiciaron rebeliones que se concretaron en las luchas de nuestros libertadores en la guerra de independencia, en cuyo decurso, se asignan tierras destinadas a la producción de alimentos para el ejército libertador (Conuco Bolivariano) y como compensaciones de guerra, conocidas como grandes desprendimien- tos, espacios ocupados como posesión, con hecho que puede consi- derarse como las primeras políticas del Estado, proclives a propiciar la evolución estable del desarrollo rural. LA PORFIA. Bajo el signo de una permanente lucha por la tierra (hasta hoy), la ocupación del espacio nacional se ha caracterizado por la arbitrariedad y la usurpación de grandes áreas, sin ningún fin social, en términos de beneficio colectivo o común a toda la población, sino por la simple posesión con carácter de latifundio, es decir, grandes extensiones, explotación de la tierra a través de terceros, arrendamiento, etc., ade- más de la manipulación de los entes jurídicos y sus instrumentos, apo- yados por el uso del poder, lo que haría imposible la realización de cualquier política de desarrollo rural, como hasta ahora lo hemos visto, ya que cónsono con las leyes de la naturaleza, es inviable tal desarro- llo en esas condiciones, como por la misma razón, tampoco es viable, así, la vida del planeta. La Revolución Bolivariana, enraizada en lo más profundo del Corazón de la Patria, enriquecida con el sacrificio de nuestros antece- sores, nuestros héroes (Andresote, Ezequiel Zamora, Raúl Domínguez, y una larga nómina), por la vida, por la justicia social, por la tierra, por la seguridad alimentaría, por todos, por la Patria de Todos, en el afán de hacer una "Patria Nuestra", logró concretar las aspiracio- nes de todos a través de una Asamblea Nacional Constituyente, en la imagen objetivo de la Constitución de la República Bolivariana de .:EL DESARROLLO RURAL EN LA REVOLUCION BOLIVARIANA:. 26 SOCIALISMO SIGLO XXI EN LA REVOLUCIÓN BOLIVARIANA :.
  • 27. Venezuela, en tanto que para el área rural, nuestro Presidente, Comandante Hugo Rafael Chávez Frías, lo hizo posible, mediante el uso de ley habilitante, en el Decreto-Ley de Tierras y Desarrollo Agrario del 9 de noviembre del 2001, publicada en Gaceta oficial Nº 32.323, la cual crea, entre otros, el Instituto Nacional de Desarrollo Rural. En el decurso de los continuos esfuerzos por modificar la estructu- ra tradicional agraria heredada de la colonia, nada se logró en la Primera República, cuyo contenido fortaleció la Gran Propiedad Territorial Agraria, el latifundio, plantaciones, haciendas y hatos gana- deros, generando aún con más fuerza una situación pugnaz entre quie- nes poseían inmensas extensiones de tierra y quienes se planteaban acceder a este recurso primario para incorporarse al proceso producti- vo de la nación. LA RUTA CRITICA. Estas contradicciones que han signado la búsqueda de cambios profundos en el régimen de tenencia de la tierra, configurando una ruta crítica de momentos relevantes como la presentada en 1936, a la muerte de Juan Vicente Gómez, iniciándose un cambio cualitativo de las relaciones de producción en el campo, detenido luego por la represión violenta del gobierno de Eleazar López Contreras, radicali- zándose de tal modo que se obligó al gobierno a promulgar un Estatuto de Inmigración y Colonización. Dicho estatuto, a pesar de contener algunas normas referidas al problema de la tierra, no alteró en nada los intereses prevalecientes desde la colonia ni mejora a las condiciones semi-esclavistas del trabajo asalariado del campo. Ese instrumento en lugar de detener la inquietud del pueblo rural, la con- vierte en incertidumbre e inestabilidad política, ante el planteamiento campesino de una reforma agraria de signo democrático. Este cuadro político es asumido por el Gral. Isaías Medina Angarita, ante la profunda crisis alimentaria creada por la II Guerra Mundial, que nos impedía el acceso a importaciones y productos de ultramar. En este mismo período, se celebra en Caracas, la Primera Convención Nacional de Agricultores, cuando por primera vez el gobierno se refiere al problema agrario a través de su Ministro de Agricultura, Rodolfo Rojas, señalando el propósito del gobierno de elaborar y promulgar una Ley Agraria de protección y tutela y la con- sagración definitiva de los derechos de los pobladores del medio rural, planteado por el Presidente Medina Angarita, ante el Congreso .:EL DESARROLLO RURAL EN LA REVOLUCION BOLIVARIANA:. .: SOCIALISMO SIGLO XXI EN LA REVOLUCIÓN BOLIVARIANA 27
  • 28. de la República el 22 de abril de 1943. Así, el 13 de enero de 1944 se crea la Comisión Preparatoria de la Reforma Agraria. Luego de un año de trabajo, se hace del conocimiento público un anteproyecto de Ley de Reforma Agraria, estableciéndose por primera vez la obliga- toriedad de los propietarios a tener sus tierras en producción, como premisa de la función social de la propiedad territorial agraria, des- arrollada más tarde en la Ley de Reforma agraria de 1960. Una vez aprobada esta ley, después de modificaciones que con- servaban antiguos privilegios, no hubo transcurrido un mes, cuando un golpe cívico-militar realizado el 18 de octubre de 1945 por el par- tido Acción Democrática, aliados con un grupo de militares encabe- zado por Marcos Pérez Jiménez derroca al Gral. Medina Angarita y en sus primeros decretos deroga la Ley de Reforma Agraria recién promulgada, sucedido este evento por un largo período de lucha silenciosa por los derechos del campesinado y por la democracia, acompañado paralelamente de un pretendido desarrollo del capitalis- mo en el campo, lo que, junto a las deplorables condiciones de vida y de trabajo asalariado y de servidumbre el el campo, la persecución política, y la explotación petrolera, promueven grandes movimientos migratorios rurales hacia áreas urbanas de primer orden. EL CAMBIO CUALITATIVO. En 1958, a raíz del derrocamiento de la dictadura de Marcos Pérez Jiménez, surgen nuevamente las posibilidades de cambios cualitati- vos de participación ciudadana en la producción nacional, lo que hace posible que en el año 1960, se elabora la Ley de Reforma Agraria y se crea el Instituto Agrario Nacional, con el único propósi- to de propiciar la pacificación en el medio rural, producto de un inten- to de conciliación de clases, auspiciado por la Convención de Punta del Este, con la participación de todos los integrantes de la Organización de Estados Americanos y representación del grupo Rockefeller, logrando uniformar e imponer a todos nuestros países el criterio contenido de la norma: "Artículo 1º La presente ley tiene por objeto la transformación de la Estructura Agraria del País y la incor- poración de la población rural al desarrollo económico, social y polí- tico de la Nación, mediante la sustitución del sistema latifundista por un sistema justo de propiedad, tenencia y explotación de la tierra, basado en la equitativa distribución de la misma, la adecuada orga- nización del crédito y la asistencia integral para los productores del campo, a fin de que la tierra constituya para el hombre que la traba- .:EL DESARROLLO RURAL EN LA REVOLUCION BOLIVARIANA:. 28 SOCIALISMO SIGLO XXI EN LA REVOLUCIÓN BOLIVARIANA :.
  • 29. ja, base de su estabilidad económica, fundamento de su progresivo bienestar social y garantía de su bienestar y dignidad". Habiéndose podido impulsar cambios cualitativos en la estructura tradicional agraria, la ausencia de decisiones políticas de los gobier- nos del Pacto de Punto Fijo, controlados por grandes intereses nacio- nales e internacionales, dieron la espalda al país rural, creando un estado tal de desigualdades que aún hoy, se nos hace imposible de abordar la solución de estos problemas con los instrumentos jurídicos e institucionales vigentes, si no se doblega la acción entorpecedora de esos intereses, aplicando las normativa fundamental que rige la concepción bolivariana del Desarrollo Rural, con la participación acti- va y efectiva de la población en las decisiones de su propio destino, mediante la "Planificación Estratégica" (Artículos 299 y 305 de la Constitución de la República Bolivariana de Venezuela y Artículo 1º de la Ley de Tierras y Desarrollo Agrario) y la gestión abnegada por la justicia social y el desarrollo rural integral del sector agrícola. .:EL DESARROLLO RURAL EN LA REVOLUCION BOLIVARIANA:. .: SOCIALISMO SIGLO XXI EN LA REVOLUCIÓN BOLIVARIANA 29
  • 30.
  • 31. .: SOCIALISMO SIGLO XXI EN LA REVOLUCIÓN BOLIVARIANA :. LA OCUPACION DEL ESPACIO RURAL PRESENTE EN LA REVOLUCION BOLIVARIANA
  • 32.
  • 33. .: SOCIALISMO SIGLO XXI EN LA REVOLUCIÓN BOLIVARIANA 33 LA OCUPACION DEL ESPACIO RURAL PRESENTE EN LA REVOLUCION BOLIVARIANA LOS CONCEPTOS. A menudo, alcanzado un cierto nivel de destreza en el trabajo inte- lectual para el tratamiento de un tema, ese mismo trabajo nos involu- cra dentro de sí como en un juego, en el movimiento para señalar los objetivos, cuando en ese momento son meramente sueños, modela- dos por conceptos que se radican internamente como sentimientos, al abordar el análisis situacional del problema dentro del sistema. Es así como avanzamos en la verificación de la realidad espacial introduciendo la conformación conceptual de la definición de OCUPACIÓN DEL ESPACIO: "Hecho de la presencia de individuos, animales o vegetales, cosas y fenómenos en un lugar determinado, en un tiempo determinado, cuyos factores y condiciones correspon- den a leyes naturales y donde la presencia humana genera leyes y derechos políticos, económicos y sociales". (R. Padrón). La ocupación del espacio se presenta en su momento inicial como hecho natural, circunscrito a las leyes naturales que lo rigen, entre las que destaca en el ámbito biológico, la "Lucha por la existencia", correspondiéndose hoy, con su par en el ámbito del desarrollo social, a la "Lucha de Clases". Esta ocupación natural del espacio es la razón primigenia de la localización de las antiguas comunidades como hecho originario, de donde deviene la concepción ancestral del origen vital, una vez con- formado el sentido y sentimiento de pertenencia, condicionado por la dinámica de los flujos del intercambio energético del individuo con su hábitat. El rigor de las leyes de la naturaleza conduce a una situación de pervivencia, superada como relaciones de subsistencia, en res- puesta a las contradicciones propuestas e impuestas por la dinámica de la dialéctica de la naturaleza. LA LUCHA POR LA EXISTENCIA. Hasta este momento, la ocupación natural del espacio se funda- menta como principio vital en los elementos agua, aire y tierra, nues- tra madre tierra, semejante a la concepción de los cuatro elementos de la antigüedad, agua, aire, tierra y fuego, a la que como elementos
  • 34. naturales se incorpora un quinto elemento, el sonido. La Lucha por la Existencia obliga a la utilización del espacio como fuente de recursos vitales, lo que implica la competencia entre indivi- duos por el acceso a esos espacios, adaptación a la estacionalidad, migraciones, usurpación del sentido vital de pertenencia, utilización de la fuerza y la violencia en lo trascendente del feudalismo y el colonia- lismo, hasta la ocupación del espacio bajo la modalidad de propiedad y otras formas en esta etapa del desarrollo del capitalismo. Valga en este momento la reflexión de Mahatma Ghandi: "La tierra tiene recur- sos suficientes para las necesidades de todos, pero no son suficien- tes para la avaricia de todos". LA PROPIEDAD TERRITORIAL AGRARIA Presentes en la concepción primaria de Recursos Vitales, los ele- mentos agua, aire y tierra, como patrimonio de toda la humanidad y regentes del equilibrio vital de toda la sociedad, es inconcebible la posesión humana de la presencia natural de alguno de ellos bajo la forma de propiedad privada, cuando en términos de hábitat y de con- tinuidad vital, su regencia corresponde a toda la sociedad y son patri- monio de toda la sociedad. Por lo tanto, si se trata de concebirlo como propiedad, son una propiedad social, tal como la Propiedad Territorial Agraria de Carácter Social, concebida en la Ley de Tierras y Desarrollo Agrario de nuestra Revolución Agraria, en el marco concep- tual de la Revolución Bolivariana. La Propiedad Territorial Agraria de carácter privado, implica tam- bién ser dueño de la correspondiente irradiación solar en la superficie contenida en esa perimetral, también de las funciones generadas a partir de ella, tal es la función clorofiliana, la función más importante para la humanidad, la función del intercambio catiónico, como segun- da función más importante, y secuencialmente, la hematosis, la diges- tión y la reproducción. No se trata solamente de la tierra, se trata de la vida y de las actividades necesarias para mantener el equilibrio vital y la continuidad de la vida. Todo el contenido vital y universal de los Derechos Humanos. EL MOMENTO PEDAGOGICO. El principio de sustentabilidad, divorciado conceptualmente del con- texto neoliberal, plasmado con sabiduría en el Artículo 1º de la Ley de Tierras y Desarrollo Agrario, nos compromete en el alcance de una .:LA OCUPACION DEL ESPACIO RURAL PRESENTE EN LA REVOLUCION BOLIVARIANA:. 34 SOCIALISMO SIGLO XXI EN LA REVOLUCIÓN BOLIVARIANA :.
  • 35. imagen objetivo que trasciende toda experiencia planetaria anterior con el objeto de resolver los grandes problemas de la humanidad, en nuestro caso, la Seguridad Alimentaria. No puede obviarse la condición pedagógica de la investigación cien- tífica y aún menos, cuando la expresión del conocimiento tiene por objeto la función docente orientada a toda la sociedad, donde grandes contingentes humanos han asumido la responsabilidad de construir su propio destino y cuando la situación objetivo planteada, la Revolución Bolivariana, demanda un esfuerzo sin igual en la aplicación del cono- cimiento y la creatividad y generación de conocimientos nuevos, para dar respuesta a los problemas emergentes en las nuevas situaciones. LA MUESTRA ESPACIAL. Al referirnos de manera particular a la Realidad Rural en la Muestra Espacial, nuestra realidad rural nos presenta un panorama dado no solamente por una empírica y utilitaria concepción del uso del espacio, sino que, pese a algunos esfuerzos técnicos, se hace más evidente que aún no hemos superado la etapa de recolectores. La experiencia de nuestro país en los últimos años tiene como signo más resaltante la profundización de la brecha existente entre las políti- cas de planificación del espacio y la planificación del desarrollo socioe- conómico, inmerso éste y condicionado por las contradicciones intrín- secas entre el espacio, el medio ambiente y su uso, por una parte, y por la otra, los compromisos de nuestros dirigentes en el afán de satis- facer las esperanzas de mejoramiento de la calidad de vida que en demanda permanente rigen las expresiones del comportamiento de la mayoría de la población. LA DISTRIBUCION PREDIAL. Sin hacer abstracción de los cambios sociales, que obviamente tie- nen lugar en el espacio y en una interacción dialéctica, generan cam- bios recíprocos, debemos apreciar los que en el uso de las tierra se han sucedido desde 1958, y las variaciones en la estructura de la pro- piedad de la tierra en la ocupación del espacio, desde la promulgación de la Ley de Reforma Agraria. Así tenemos hechos como la expansión de la frontera agrícola, la ampliación de la superficie ocupada por emplazamientos industriales, el crecimiento de las áreas urbanas, la particular relevancia cualitativa de los conflictos de sustitución de usos y la complejidad creciente de la red vial, el decremento cualitativo de la .:LA OCUPACION DEL ESPACIO RURAL PRESENTE EN LA REVOLUCION BOLIVARIANA:. .: SOCIALISMO SIGLO XXI EN LA REVOLUCIÓN BOLIVARIANA 35
  • 36. población rural y la alta concentración urbana. Para 1961 la actividad agrícola se desarrollaba en una superficie de 26.004.860 Has., distribuida en 320.094 unidades de producción, con un promedio de 81,4 Has. por unidad de producción, y para 1985, esta actividad cubre unas 31.278.155 Has., distribuidas en 381.276 unidades de producción. Es decir, en 25 años, la superficie agrícola se ha incrementado en unas 5.273.295 Has., aproximadamente unas 210.000 Has. por año, mientras que, también se ha incrementado el promedio de superficie por unidad de producción en unas 5,33 Has. Habría que verificar la estructura y distribución de la propiedad de la tierra para explicarnos este fenómeno, sin embargo, a pesar de los continuos esfuerzos para lograr una mejor distribución de la tierra, la erradicación del latifundio y la concientización de las masas campesi- nas sobre el valor de la tierra como factor de desarrollo social, acce- sible a sus aspiraciones de emancipación y participación activa en el proceso de producción que les garantice una seguridad social y eco- nómica, hasta hoy hipotética, persiste aún una situación indeseable, alejada de los objetivos que nos conducirían a la prosperidad y al bienestar colectivo, como fines supremos de toda gestión política y económica al más alto nivel del estado. EL LATIFUNDIO EN LA DISTRIBUCION PREDIAL. El análisis del régimen de propiedad y distribución predial de una muestra de más de 2 millones de hectáreas, corresponde al 2,4% del territorio nacional (Cuenca de Unare, Edos., Anzoátegui y Guárico), nos presenta un área con un promedio de 642 Has. por predio, (7.6 veces el promedio nacional de 1985), donde el 73% de la superficie es de propiedad privada y el 79% de la superficie total está ocupada por unidades de producción superiores a las 500 Has. por predio, por lo que las limitaciones de este análisis nos presenta una deficiente visión de la esencia de distribución social de la tenencia. Un área en estas condiciones de régimen de propiedad y distribu- ción predial de la superficie, nos presenta las características de una estructura latifundista de ocupación de la tierra, en la que predomi- nan grandes fincas, un sistema de producción extensivo, bajo uso de tecnologías, poca inversión de capitales y baja capacidad de generar empleos, integradas a una resultante de una desigual distri- bución de la tierra, la explotación extensiva y la acción de estas sobre el campesinado. .:LA OCUPACION DEL ESPACIO RURAL PRESENTE EN LA REVOLUCION BOLIVARIANA:. 36 SOCIALISMO SIGLO XXI EN LA REVOLUCIÓN BOLIVARIANA :.
  • 37. Se destaca en primer lugar la concentración de la propiedad u ocu- pación de la tierra, conducente a un bajo nivel de productividad en la relación tierra-hombre o de superficie por persona ocupada, escaso avance técnico y deficiente aprovechamiento de los factores de pro- ducción, debido al bajo ingreso de la población campesina, bajo nivel de inversión y el uso de un escaso nivel tecnológico. Ante esta realidad, es pertinente recordar el contenido de los artí- culos 305 al 308, entre otros, de la Constitución de la República Bolivariana de Venezuela. LA ALTERNATIVA. No obstante lo alarmante de la muestra analizada, donde existen 26 asentamientos campesinos y otros tantos núcleos espontáneos, para el momento de la investigación, podría considerarse no repre- sentativa del país, toda vez que se trata sólo del 2,4% de la superficie total nacional. Se cuenta con suficiente base de datos para verificar la situación a nivel nacional, pero mientras esto sucede, deberíamos apoyar los esfuerzos realizados y con mayor razón, ante la presencia de hechos como este, con la aplicación de medidas conducentes a un reordenamiento de la estructura de la posesión de la tierra u ocupa- ción del espacio, integrada a otras políticas para el sector que en forma coordinada propicien la organización de la producción, el des- arrollo de los factores de producción, el estímulo a la inversión de capitales en el agro y la satisfacción de la demanda de tierras por parte de nuevos productores campesinos y agrotécnicos, que bien podría comenzar por el redimensionamiento de la superficie tipo por predio o individuo, de acuerdo a las características geográficos de la zona y la presión cualitativa de la demanda, mediante criterios técni- cos acordes con los principios de la economía del espacio, la viabili- dad política, económica y organizativa del momento estratégico y el momento táctico operacional que deriven de la aplicación de las dis- posiciones del momento normativo en esta secuencia metodológica de la planificación estratégica (Ley de Tierras y Desarrollo Agrario), lo que permitiría a su vez el rescate y distribución de la superficie exe- dentaria obtenida en este proceso e incorporada a las políticas y pla- nes previstos en las políticas de Seguridad Alimentaria y Desarrollo Rural, consagradas como mandato en la Constitución de la República Bolivariana de Venezuela. .:LA OCUPACION DEL ESPACIO RURAL PRESENTE EN LA REVOLUCION BOLIVARIANA:. .: SOCIALISMO SIGLO XXI EN LA REVOLUCIÓN BOLIVARIANA 37
  • 38. Mientras permanezcan en el país situaciones como las que nos presenta esta muestra, serán en vano todos los esfuerzos del Estado y de las Organizaciones Rurales por mejorar la situación del campe- sinado y de los trabajadores del campo y, por ende, de toda la pobla- ción tanto rural, como la afectada por las resultantes de las activida- des del campo, es decir, toda la población como sujeto de la depen- dencia alimentaria. Es tarea patriótica avocarnos a la solución de este problema como relevante prioridad, con la voluntad de un pueblo que forja el destino de un país en lucha contra el atraso y la dependencia, cuyos avan- ces se reflejan en el uso de la tierra y los flujos que su actividad pro- ductiva generan en el espacio nacional y su trascendencia transna- cional y viceversa, la forma en que es influido por vectores de proce- dencia externa. Confiamos en que, pese a las limitaciones de la muestra espacial analizada y a otras contingencias de la misma índole, conexas con ella, logremos ante estas reflexiones la transformación de esta reali- dad rural y traslademos nuestra imaginación a la distribución y diná- mica espacial que nos exige un país del futuro. Todo lo que hoy haga- mos desde esta óptica, pertenece al futuro. .:LA OCUPACION DEL ESPACIO RURAL PRESENTE EN LA REVOLUCION BOLIVARIANA:. 38 SOCIALISMO SIGLO XXI EN LA REVOLUCIÓN BOLIVARIANA :.
  • 39. .: SOCIALISMO SIGLO XXI EN LA REVOLUCIÓN BOLIVARIANA :. LA SEGURIDAD ALIMENTARIA EN LA REVOLUCION BOLIVARIANA
  • 40.
  • 41. .: SOCIALISMO SIGLO XXI EN LA REVOLUCIÓN BOLIVARIANA 41 LA SEGURIDAD ALIMENTARIA EN LA REVOLUCION BOLIVARIANA SEGURIDAD ALIMENTARIA: …"disponibilidad suficiente y esta- ble de alimentos en el ámbito nacional y el acceso oportuno y perma- nente a estos por el público consumidor"… ( Constitución de la República Bolivariana de Venezuela. Artículo 305). FUNDAMENTOS. De las graves limitaciones que circunscriben los grandes proble- mas de la humanidad, entre las que destaca, en primer lugar, el medio ambiente, preocupa en forma particular el problema de la alimenta- ción, cuya evidencia se hace cada vez más crítica para los países subdesarrollados y, en el ámbito que nos compete, para los países de América Latina. En este contexto espacial e inmersos en esta realidad, nuestras estadísticas y hechos cotidianos nos reflejan una preocupante aproxi- mación a los niveles críticos de esta problemática, mientras se hace evidente la ineficiencia de las medidas adoptadas, por lo que se con- sidera pertinente abordarla desde una concepción integral de las cau- salidad del problema y sus fundamentos, entre los que destacan el Desarrollo Rural, con base en la producción de alimentos y el compo- nente rural del sub-sistema consumo, correspondiéndose así con las determinantes de las fases inicial y terminal del Sistema de Seguridad Alimentaria. LA SEGURIDAD ALIMENTARIA. Conceptualmente, Seguridad Alimentaria se concibe como la garantía a cada individuo de una ingesta alimentaria adecuada y suficiente para el desarrollo de sus actividades vitales, físicas e intelectuales, tal es el objeto mismo de un Sistema de Seguridad Alimentaria, dado que el consumo de alimentos, es consecuen- cia de etapas previas de Producción, Transformación y Distribución o Comercialización. Un Sistema Nacional de Seguridad Alimentaria en nuestro país, exige la garantía alimentaria a una población que supera los veinticin- co (25) millones de habitantes, cuya organización y dinámica resultan- tes, seguramente nos propondrán nuevas consideraciones de índole
  • 42. espacial, particularmente todo en cuanto a la producción y distribu- ción poblacional y espacial de la demanda o el consumo, en el que ya anotamos que como Sistema, debe concatenar las actividades de Producción, Transformación, Distribución o Comercialización y Consumo, (a los que llamaremos sub-sistemas), para lograr un fin, su objeto, tal es el consumo mismo. LOS CONTROLES Y LA GARANTIA DEL SISTEMA. Como todo Sistema de Seguridad, un Sistema Nacional de Seguridad Alimentaria implica la existencia y aplicación de Controles, dado que la Seguridad, consiste en la garantía de que el hecho propuesto, realmente ocurra. En este aspecto, debemos llamar la atención acerca de que en la concepción de un Sistema Nacional de Seguridad Alimentaria y el Control o los Controles, se presen- tan como contradictorios en el actual sistema, ante la existencia, por otra parte, de Garantías Económicas, fundamentadas en la acumu- lación de capitales, es decir, si un Sistema Nacional de Seguridad Alimentaria, que como disposición constitucional y expresión demo- crática de toda la sociedad para resolver un problema capital, colide con la concepción neoliberal de las políticas económicas "sustenta- bles", es tanto como la democracia colide con el capitalismo, cuando quien tiene el capital, tiene también a quienes no lo tienen, revirtiendo las libertades económicas en la libertad de reducir a los demás, en el cuadro de un capitalismo irracional, basado en la especulación y en la voracidad de acumulación, a la caza de la oportunidad, esta última como categoría central en la filosofía de los hacedores de dinero en el caso venezolano. Es en este escenario donde la Revolución Bolivariana compromete el cumplimiento de la Constitución de la República Bolivariana de Venezuela, en el contenido de la Revolución Agraria, con el establecimiento de un Sistema Nacional de Seguridad Alimentaria. LAS VULNERABILIDADES. De esta manera, al conceptualizar la Seguridad Alimentaria como sistema, se considera implícito la garantía del objeto del sistema, cuyo producto final y objeto a la vez, es el consumo de alimentos de la población objetivo contenida en su entorno espacial, donde como todo sistema de seguridad, tiene como prioridad cubrir las vulnera- bilidades presentes más inmediatas, cabe decir, en cuanto al produc- to deseado, garantizar el consumo de alimentos a los estratos de la población en situaciones críticas de acceso al alimento. .:LA SEGURIDAD ALIMENTARIA EN LA REVOLUCION BOLIVARIANA:. 42 SOCIALISMO SIGLO XXI EN LA REVOLUCIÓN BOLIVARIANA :.
  • 43. Al mencionar las vulnerabilidades del sistema, debemos decir que éstas se presentan en cada uno de los sub-sistemas con mayor o menor incidencia, dependiendo de la espacialidad, localización y cir- cunstancias del problema, es decir, por ejemplo, los problemas de la capital de la república en cuanto a distribución, acceso a los alimen- tos, capacidad de producción, difieren en cuanto a su estructura, de las relaciones de causalidad de otras áreas del país, así también, las áreas urbanas de las áreas rurales, etc. Todas estas razones confor- man la problemática nacional de la instrumentación de un Sistema Nacional de Seguridad Alimentaria. A pesar de la complejidad de la causalidad y evidencia de vulne- rabilidades, una apreciación global del problema en el país nos per- mite señalar, a partir de grupos humanos menos vulnerables, la dimensión del esfuerzo exigido para acometer las tareas del estable- cimiento de nuestro Sistema Nacional de Seguridad Alimentaria: Tales grupos son: Tanto lo concerniente al objeto mismo, es igualmente pertinente en cuanto a la funcionalidad del sistema como tal, de manera que garantice la viabilidad de los flujos provocados por su estructura con- .:LA SEGURIDAD ALIMENTARIA EN LA REVOLUCION BOLIVARIANA:. .: SOCIALISMO SIGLO XXI EN LA REVOLUCIÓN BOLIVARIANA 43 Sector de la población con altos ingresos y alto poder adquisitivo. Sector indígena. Este sector ha demostrado a través de un transcur- so de historia conocida de más de 500 años, la capacidad de un sis- tema de autoabastecimiento alimentario de alta eficiencia, en sus áreas más representativas, lo que aún hoy explica su autonomía ali- mentaria, expresada en el hecho de que una gran masa indígena es, además, abastecedora de alimentos de ciertas áreas aledañas a sus comunidades. Sector conuquero, quienes explotan su unidad agrícola con criterio de autoabastecimiento, comercializando a su vez sus excedentes Pequeñas unidades del Sector Reformado. Areas de explotación de la unidad parcelaria con criterio de conuco. Trabajadores y obreros agrícolas. Estos en un menor grado que los anteriores, tienen la doble oportunidad de acceso al alimento, por la vía de la producción primaria y por la vía del mercado. El resto de la población asalariada, rural y urbana, de los cuales en alto porcentaje, sus sueldos y salarios no alcanzan el nivel del costo de la cesta básica alimentaria. a) b) c) d) e) f)
  • 44. vencional, para dar como resultante un Sistema Nacional de Seguridad Alimentaria, soportado por la dinámica de sus relaciones políticas, espaciales, económicas y sociales. LOS ACTORES. En el contexto de nuestro propósito de consolidar dentro de un sis- tema los vínculos y relaciones de la Seguridad Alimentaria y el Desarrollo Rural, consideramos la Población Económicamente Activa del Área rural, ocupada en actividades agrícolas de producción de ali- mentos, como fundamento de la fase inicial del sistema y obviamen- te de nuestra capacidad de autoabastecimiento, a la vez que consti- tuye uno de los estratos sociales en situación crítica de acceso al consumo de alimentos, cuyas razones e implicaciones, deben tratar- se con detenimiento en interés de solventar esa vulnerabilidad estra- tégica, representada por el sector e) de trabajadores agrícolas. Para los sectores b, c y d, es determinante la estacionalidad, antes que el suelo, el financiamiento, etc., considerándose por esta razón un área crítica de producción, tanto como del consumo, el cual depende de la eficiencia misma de su capacidad de producción, sometida a las contingencias de la estacionalidad. Estos sectores no representan hasta ahora una presión sobre el sistema agroalimenta- rio nacional, sino que contribuyen en una proporción considerable al componente de la producción nacional de la oferta alimentaria. Por lo tanto, en previsión de evitar situaciones indeseables, esto es, sumar- se al contingente crítico de demanda de alimentos, se considera prio- ritario el apoyo a la producción de alimentos de estas áreas, primera- mente del sector indígena, dado el aporte que representa esa pro- ducción para sus comunidades y por otro lado el desastre alimenta- rio a que conduciría la disminución de la oferta, aunado a las dificul- tades de abastecimiento procedente de otras fuentes, ya sea por la organización de la distribución, la capacidad económica de acceso a los alimentos proporcionados bajo la modalidad de comercialización, hábitos alimentarios y la eficiencia del Estado para responder a estos casos, de los cuales actualmente existen varias experiencias y más aún, programas vigentes de compensación alimentaria para algunas comunidades indígenas. .:LA SEGURIDAD ALIMENTARIA EN LA REVOLUCION BOLIVARIANA:. 44 SOCIALISMO SIGLO XXI EN LA REVOLUCIÓN BOLIVARIANA :.
  • 45. .: SOCIALISMO SIGLO XXI EN LA REVOLUCIÓN BOLIVARIANA :. LA SEGURIDAD ALIMENTARIA COMO SISTEMA EN LA REVOLUCION BOLIVARIANA
  • 46.
  • 47. .: SOCIALISMO SIGLO XXI EN LA REVOLUCIÓN BOLIVARIANA 47 LA SEGURIDAD ALIMENTARIA COMO SISTEMA EN LA REVOLUCION BOLIVARIANA RICO PAÍS DE INDIGENTES. El problema de la seguridad alimentaria ha sido hasta ahora abordado desde diferentes ángulos, por diferentes actores, con diferentes resultados, lo que hasta la fecha ha revelado una total ineficiencia, dado que a cada día la situación alimentaria del país es más y más crítica, hasta el punto de con- cebir medidas heroicas dentro del sistema social, desde el subsidio a la cesta alimentaria mediante programas llamados estratégicos, hasta las más insistentes recomendaciones de dietas alternativas, migraciones, esteriliza- ción y control de natalidad. La gerencia del Estado neoliberal, inmersa en especulaciones sobre las políticas económicas y su énfasis en la coyuntura macro-económica y la adopción de medidas neoliberales, omitió la consideración del sector agrí- cola como interviniente en las resultantes de la política económica, convir- tiéndonos en un mercado inerme de las importaciones de alimentos en más de un 86% del consumo nacional, según las cifras más consideradas al respecto. Aunque somos parte de las soluciones y alternativas ante esta crisis ali- mentaria, se hace necesario tener presente los señalamientos anteriores, inconciliables con nuestras condiciones de rico país petrolero, con la condi- ción humana y universal del derecho a la vida, a la salud, a la alimentación, entre otros derechos, hasta convertirnos en un rico país de indigentes. LA ACCION DE LAS MASAS AFECTADAS. Como parte de la sensatez de la conciencia nacional, inmersos en la uni- versalidad de los grandes problemas de la humanidad y presentes siempre a la hora de aportar soluciones a los conflictos que comprometen el destino del país, no se puede hoy, ser ajeno a la preocupación que representa la situación heredada de la crisis neoliberal de la política agrícola y la produc- ción de alimentos, lo que en términos de Seguridad Alimentaria y Desarrollo Rural, compromete en primer lugar el futuro de nuestras generaciones, la independencia y soberanía del país y la armonía interna en términos de ocu- pación y uso del espacio, la fluidez de la producción y distribución de bienes y servicios y las aglomeraciones del contingente humano. Estas circunstancias obligan a la cooperación y coordinación en todo el
  • 48. país de las grandes masas afectadas, sobre todo los grupos humanos de menores recursos y en situaciones más sensibles respecto a los niveles de equilibrio vital y a las instituciones públicas y privadas con competencia en el área, en la gran tarea de desarrollar iniciativas que permitan a través de la comprensión y manejo de las diferentes magnitudes del problema y sus implicaciones, para asumir la responsabilidad de la aplicación de medidas pertinentes que en su concreción e instrumentación, propicien el control de la situación con el tratamiento de la Seguridad Alimentaria como Mandato Constitucional, como lo consagra nuestra Constitución de la República Bolivariana de Venezuela. LOS OBJETIVOS. Apoyados en las consideraciones fundamentales que conforman el entorno del Desarrollo Rural y de la Seguridad Alimentaria y en la disposi- ción de concretar nuestros planteamientos en la acción constructiva de la realización de planes y programas correspondientes, asumimos la iniciati- va y comprometemos nuestra cuota de responsabilidad en el estableci- miento de un Sistema Regional de Desarrollo Rural y Seguridad Alimentaria, cuyo proceso de desarrollo para su instrumentación se inicia- rá con los siguientes objetivos: EL PRODUCTO. Se espera que del desarrollo de la aproximación al cumplimiento de los objetivos antedichos, se obtengan los siguientes productos: .:LA SEGURIDAD ALIMENTARIA COMO SISTEMA EN LA REVOLUCIÓN BOLIVARIANA:. 48 SOCIALISMO SIGLO XXI EN LA REVOLUCIÓN BOLIVARIANA :. Establecimiento de las bases para la elaboración de una Estrategia Regional de Desarrollo Rural y Seguridad Alimentaria. Fundamento legal de la normativa de aplicación de estrategias, planes y programas. Aplicación de la Ley de Tierras y Desarrollo Agrario. Definición de programas actividades y modalidades de participación de los diferentes actores comprometidos a la solución del problema en el ámbito de sus funciones y espacialidad. - - - Incorporación activa de todas las organizaciones y actores inmersos en el problema. Actualización del contenido y realidad de la crisis alimentaria, Soberanía y Dependencia. Incorporación de los pequeños y medianos productores del campo. Rescate de la vigencia de la actividad rural en la condición primaria de la solución del problema. Estabilización y fortalecimiento de la producción de alimentos en el área indígena. - - - - -
  • 49. ACTIVIDADES INICIALES. La obtención de los productos anteriores demanda la realización de las siguientes actividades iniciales: LA GERENCIA La instrumentación y desarrollo de esta iniciativa implica la accesibi- lidad a considerables grupos humanos de diferentes características, lo que en nuestro caso serían los actores principales, por lo que amerita la calificación de actores y escenarios de acción para cada uno de los tipos de actividades que contiene cada uno de los objetivos y el rol de cada una de las organizaciones que, aunque dispersas, coexisten en el universo del problema y, aún más, las que habría que crear como regentes o coadyuvantes de una mayor aproximación al logro de los objetivos. Por esta razón, una capacidad gerencial para la conducción del programa, debería corresponderse con el conocimiento y destreza en al manejo del problema como tal, en primer lugar, y luego, el afina- miento de las técnicas y habilidades necesarias para alcanzar los obje- tivos propuestos. Evidentemente, las características gerenciales antes expuestas como requerimientos del programa, se consideran contenidas y com- plementadas en el conjunto de actores y organizaciones que conforman el universo del problema alimentario, por lo que en la conformación del grupo promotor, sólo es necesario tomar la iniciativa. INSTRUMENTACION E INSTRUMENTOS. Conocido este universo y el objeto principal de sus actividades y fun- ciones, se considera necesaria la creación del instrumento principal, una organización que acompañe el esfuerzo técnico y político en la armonización de los resultados de este trabajo con la aplicación de medidas, acuerdos y funcionalidad de las resultantes consecuentes en la práctica de los mismos. .:LA SEGURIDAD ALIMENTARIA COMO SISTEMA EN LA REVOLUCIÓN BOLIVARIANA:. .: SOCIALISMO SIGLO XXI EN LA REVOLUCIÓN BOLIVARIANA 49 Promoción, información y difusión de los conceptos, criterios e impli- caciones del establecimiento de un Sistema Regional de Desarrollo Rural y Seguridad Alimentaria. Organización, Instrumentación y Asistencia Técnica para el estable- cimiento de Unidades Taxonómicas en el marco de un Sistema Regional de Desarrollo Rural y Seguridad Alimentaria. - -
  • 50. Esta organización de carácter participativo e Inter-Institucional, en la medida en que las condiciones lo permitan, conformada por organiza- ciones de productores, consumidores, vecinales, distribuidores, ambientales, profesionales, alcaldías, etc. Se presume como asocia- ción de unidad civico-militar o según el caso, de organización de masas, con la suficiente autonomía, ya sea local o municipal, coadyu- vante de la elaboración y ejecución de las políticas regionales. Su objeto será entre otros: .:LA SEGURIDAD ALIMENTARIA COMO SISTEMA EN LA REVOLUCIÓN BOLIVARIANA:. 50 SOCIALISMO SIGLO XXI EN LA REVOLUCIÓN BOLIVARIANA :. Promover el establecimiento de un Sistema Regional de Seguridad Alimentaria y Desarrollo Rural. Instrumentar el Mandato Constitucional de Seguridad Alimentaria, Desarrollo Rural y Calidad de Vida, Garantizar la funcionalidad de la Seguridad Alimentaria. Promover la constitución de Sistemas de Seguridad Alimentaria. Promover la constitución de Unidades Taxonómicas del Sistema de Seguridad Alimentaria. Control y seguimiento de la funcionalidad y eficiencia del Sistema de Seguridad Alimentaria en los diferentes niveles, Regional, Municipal, Local y microsistemas. Controlar la funcionalidad y eficiencia de todos los subsistemas del Sistema de Seguridad Alimentaria y Desarrollo Rural, a todos los niveles. Los factores de producción. Contribuir a la coordinación y funcionalidad de las relaciones inter- nas y externas del Sistema de Desarrollo Rural y Seguridad Alimentaria. Promover el Desarrollo Rural y la Optimización de la Calidad de Vida. Los principios y factores vitales. Promover, coordinar, elaborar, ejecutar y gerenciar políticas, pla- nes, programas y proyectos inherentes y conexos con este objeto. Promover la organización, asociaciones y cooperativización de las actividades inmersas en cada uno de los subsistemas y unidades taxonómicas del Sistema de Desarrollo Rural y Seguridad Alimentaria. - - - - - - - - - - -
  • 51. .:LA SEGURIDAD ALIMENTARIA COMO SISTEMA EN LA REVOLUCIÓN BOLIVARIANA:. .: SOCIALISMO SIGLO XXI EN LA REVOLUCIÓN BOLIVARIANA 51 La funcionalidad de este objeto propone su ejecución a través de la siguiente estructura organizativa de coordinaciones: Esta Estructura de la Coordinación se corresponde con la funciona- lidad de los subsistemas intrínsecos del Sistema de Desarrollo Rural y Seguridad Alimentaria así como con los sistemas ubicuos a toda la estructura y funcionalidad del Sistema: Financiamiento, Ciencia y Tecnología y las Políticas y Planes, contenidas estas, entre las funcio- nes de la Coordinación General - - - - - - - Coordinador General. Coordinador de Producción. (Producción primaria. Factores tierra, capital y trabajo) Coordinador de Industria Rural. (Transformación de la producción primaria. Coordinador de Distribución y Comercialización. (Mercadeo) Coordinador del Consumo. (Empleo, ingreso, sueldos y salarios, pensiones,capacidad de acceso a los alimentos a los grupos socia- les de mayores limitaciones). Coordinador de Financiamiento. (Unidades municipales de proyec- tos, tramitación información y promoción) Coordinador de Asistencia Técnica. (Unidades de asistencia técni- ca por Núcleo Endógeno o por unidades de producción colectiva incorporadas a subsistemas espaciales de producción).
  • 52.
  • 53. .: SOCIALISMO SIGLO XXI EN LA REVOLUCIÓN BOLIVARIANA :. LA ESTRATEGIA EN LA REVOLUCION BOLIVARIANA
  • 54.
  • 55. .: SOCIALISMO SIGLO XXI EN LA REVOLUCIÓN BOLIVARIANA 55 "El régimen socioeconómico de la República Bolivariana de Venezuela se fundamenta en principios de justicia social, democra- cia, eficiencia, libre competencia, protección del ambiente, producti- vidad y solidaridad, ….. mediante una planificación estratégica demo- crática, participativa y de consulta abierta." (Constitución de la República Bolivariana de Venezuela, Título VI, Del Sistema Socioeconómico; Capítulo I, Del Régimen Socioeconómico y de la Función del Estado en la Economía; Artículo 299.). LA PLANIFICACION ESTRATEGICA. Hemos venido trabajando sobre la identificación de la realidad, correspondiente al análisis situacional presente en esta NUEVA ETAPA de la Revolución Bolivariana el GRAN SALTO ADELANTE, aproximándonos al "qué hacer", conscientes de las limitaciones a que nos somete la desorganización, aún persistente, de las posiciones gerenciales que nos han creado la situación analizada, la que por providencia del soberano y el poder constituyente, podemos enfren- tar en el "cómo hacerlo", definido metodológicamente en el epígrafe referido al Art. 299 de la Constitución de la República Bolivariana de Venezuela. En su acepción menos sofisticada, la Estrategia, se concibe como el conocimiento y manejo de una situación en su conjunto, y la Táctica, como el conocimiento y manejo parcial de una situación. Esto podemos ilustrarlo con los "Diez Grandes Objetivos Estratégicos", definidos por el ciudadano Presidente de la República para la Nueva Etapa, el Nuevo Mapa Estratégico, a lo que agregarí- amos cuando se nos habla de doctrina, estrategia, táctica y logística, junto al qué hacer, cómo hacerlo, dónde hacerlo, con qué hacerlo y con quién hacerlo. Es aquí, cuando la Metodología de la Planificación Estratégica, (a la que a menudo se llama también, Planificación Situacional, Planificación por Problemas, etc.,) se expresa con la mayor contun- dencia como Mandato Constitucional, teniendo en su primer momen- to, el Momento Explicativo, la esencia democrática del análisis parti- cipativo de la Situación (categoría central de la Planificación Estratégica), de cuya resultante derivan la normativa, la viabilidad y LA ESTRATEGIA EN LA REVOLUCION BOLIVARIANA
  • 56. todo el contenido gerencial del Proyecto Estratégico. Es a este siste- ma al que nos concierne involucrarnos como hecho democrático en ejercicio de nuestra voluntad y capacidad de producir las grandes transformaciones que aguardan como destino nuestra sociedad, nuestro espacio territorial, la construcción de una Patria Nuestra. Por lo que decimos, nuestro destino no es cosa de especialistas, de cúpulas, mucho menos de círculos de intereses ni grupos de poder, sino del liderazgo colectivo que debemos ejercer individual- mente cada uno de los ciudadanos en cada uno de los pequeños y grandes problemas que atañen a nuestra decisión de ser libres y dueños de nuestro futuro en una sociedad de iguales, de derecho y de justicia. EL ESFUERZO. Emprender una tarea de esta magnitud, aún con el apoyo metodo- lógico, garantiza su éxito en el cálculo o en los cálculos que a cada momento rodean cada una de las instancias y circunstancias, tanto de la planificación, como de la gerencia. Es preciso por lo tanto, aproxi- marnos a la calificación del esfuerzo aplicado a las experiencias, sobre todo del contingente humano y su calidad y profundidad para asimilar las exigencias del fin propuesto, la Revolución Bolivariana. Decía el camarada Mao Tse Tung, …el revolucionario debe hacer la revolución por dentro y luego contagiar con su mística a los demás…, cuya resul- tante se resume en la mención que hace nuestro Presidente del rela- to bíblico, …por sus obras los conoceréis. Esto, para señalar el gran esfuerzo educativo presente en cada una de las iniciativas pendientes en los planes y programas revolucionarios, los cuales podríamos sinte- tizar en una sola de las expresiones estratégicas del Presidente Chávez: "2021 POBREZA CERO". EL DESARROLLO ENDOGENO. Desarrollo Endógeno: Categoría creada por nuestro presidente para caracterizar el esfuerzo de la Revolución Bolivariana (o inventa- mos o erramos) que conforma la unidad dialéctica con su contrario u opuesto, exógeno, para significar que el impulso del GRAN SALTO ADELANTE, debe propulsarse con nuestro propio esfuerzo, en lo interno y en lo conceptual de nuestra situación y disposición de ser libres, autónomos, participativos, de una gran capacidad de esfuerzo colectivo, como nos lo exige la determinación de alcanzar nuestra definitiva independencia. .:LA ESTRATEGIA EN LA REVOLUCION BOLIVARIANA:. 56 SOCIALISMO SIGLO XXI EN LA REVOLUCIÓN BOLIVARIANA :.
  • 57. Su correcto manejo e interpretación implica, en primer lugar, iden- tificar los factores exógenos que por siglos han mediatizado nuestra visión de futuro y aún persisten arraigados en lo cotidiano, impercep- tibles e inmersos entre las cosas que no desearíamos que sigan ocu- rriendo, aunque la inmediatez acelerada de lo crítico o la coyuntura, elude u obvía algunas consideraciones y contradicciones que no por concomitantes permanentes o por azar concluimos que desaparece- rán con nuestra acción. He aquí lo recurrente de la Metodología que explícitamente se nos solicita como Mandato Constitucional en el artículo 299 de la Constitución de la República Bolivariana de Venezuela y en Título I, De las Bases del Desarrollo Rural; Capítulo I, Disposiciones Fundamentales; Artículo 1º de la Ley de Tierras y Desarrollo Agrario. La Revolución Bolivariana es tarea de todos en esta Patria Bolivariana, donde cada uno de nosotros hemos acumulado todo nuestro esfuerzo (nuestro propulsor endógeno, valga el ejemplo), hasta alcanzar este nivel de evolución de nuestra sociedad, en el que se nos exige un poco más de nuestra capacidad física, hacer las cosas, saber hacerlas y hacerlas bien, donde la organización y la capacitación para enfrentar esta Nueva Etapa, adquieren la mayor relevancia, cuando se nos exige nada menos que garantizar nuestra SOBERANÍA, echando el resto en la construcción de sus fundamen- tos, a riesgo de perder todo lo que hemos hecho y logrado con este esfuerzo y sacrificio de cuantas generaciones de revolucionarios. Estas consideraciones nos conducen a lo vital del "Gran Salto Adelante", el Desarrollo Endógeno: la construcción de los fundamen- tos de nuestra Soberanía. EL DESARROLLO ENDOGENO COMO PROYECTO ESTRATEGICO. En el ámbito de la Gestión Gubernamental Revolucionaria, el Desarrollo Endógeno trasciende la temporaneidad programática de un período de gestión, en la medida en que avancemos hacia esa otra gran estrategia de nuestro Presidente, 2021 POBREZA CERO, cuando el éxito de las políticas para un Desarrollo Equilibrado del Espacio y de Nuestra Sociedad nos presenten una integridad territo- rial ocupada por un ser humano igualmente integral. .:LA ESTRATEGIA EN LA REVOLUCION BOLIVARIANA:. .: SOCIALISMO SIGLO XXI EN LA REVOLUCIÓN BOLIVARIANA 57
  • 58. En lo pertinente a lo operativo y corto plazo, nuestra estrategia enfatiza sobre educación, capacitación y organización (misiones), planes y proyectos estratégicos y operaciones puntuales, organiza- ción equilibrada de la ocupación y uso del espacio y el manejo y uso de contradicciones, coyunturas y crisis. No se trata de un listado ni un acumulado de proyectos, es un sistema de proyectos estratégicos para lograr un fin estratégico: la SOBERANIA. LA GESTION DESCENTRALIZADA. Volvemos entonces a la premisa: Qué hacer, Cómo hacerlo, Dónde hacerlo, para remitirnos al diseño de operaciones que acele- ren la asimilación del contenido revolucionario de nuestro propósito de Desarrollo Endógeno, en su objeto, metodología y espacialidad, cuando nos proponemos la capacitación y el entrenamiento de nues- tro contingente de Desarrollo Endógeno, en Desarrollo Regional y Urbano, Desarrollo Rural Integral, Seguridad Alimentaria, Planificación Estratégica y Análisis Espacial del Municipio, esto últi- mo correspondiente a las unidades taxonómicas de ordenamiento territorial, de planificación regional y de gestión descentralizada. Es acá, a nivel de la gestión regional donde la normativa vigente aún persiste en su modelo reñido con la Constitución Bolivariana y en nombre y por autoridad de la burocracia y el viejo orden, se descono- cen las iniciativas regionales y locales de desarrollo de las políticas de Desarrollo Endógeno. Se hace necesario como Proyecto Estratégico una avanzada revolucionaria legislativa regional para que la Revolución Bolivariana tenga también su correspondiente en la Revolución Bolivariana de la gestión descentralizada. Adquiere vigencia la Constituyente Regional y la dinamización de sus legisla- turas identificadas con los nuevos tiempos. .:LA ESTRATEGIA EN LA REVOLUCION BOLIVARIANA:. 58 SOCIALISMO SIGLO XXI EN LA REVOLUCIÓN BOLIVARIANA :.
  • 59. .: SOCIALISMO SIGLO XXI EN LA REVOLUCIÓN BOLIVARIANA :. LA SITUACION EN LA REVOLUCION BOLIVARIANA
  • 60.
  • 61. .: SOCIALISMO SIGLO XXI EN LA REVOLUCIÓN BOLIVARIANA 61 LA SITUACION EN LA REVOLUCION BOLIVARIANA LA SITUACION. Tratamos en esta oportunidad a La Situación, como categoría cen- tral de la Metodología de la Planificación Estratégica, dinámica, dia- léctica, participativa, explicada para cada circunstancia, momento, objeto y lugar, por los propios actores, (en el caso del desarrollo eco- nómico y social, conceptualmente opuesta al diagnóstico de la plani- ficación normativa, estático, elaborado por técnicos o especialistas, ausentes de la dinámica interna del problema y actualmente incons- titucional, desde la puesta en vigencia de la Constitución de la República Bolivariana de Venezuela del 1999). EL MOMENTO EXPLICATIVO. La genética sociopolítica que originó la secuencia de eventos situacionales hasta el hoy, había creado sucesivamente una serie de estructuras y actores nacionales condicionadas por hechos genera- dos a partir de condicionantes de dependencia en el escenario inter- nacional, aparentemente atribuibles a factores exógenos, no sus- ceptibles de intervención por la acción de los pueblos ni de sus gobiernos, limitándonos a la contemplación, o a la necedad de ubi- carnos como países tercermundistas, en el fatalismo de la equidis- tancia permanente, aún alcanzado el mismo ritmo de desarrollo o crecimiento económico de nuestros parásitos mayores, el imperio norteamericano, tomado como base referencial, casi obligada, cuan- do a niveles académicos se aborda el tema del desarrollo sustenta- ble, bajo la óptica del capitalismo. No tenía opción nuestra imagina- ción para el tratamiento de ninguna situación objetivo y mucho menos para una imagen objetivo plasmada en la Constitución Bolivariana, un Estado Social, de Derecho y de Justicia. La dinámica interna del análisis situacional, fundamentada en las técnicas del análisis de sistemas, relaciones causa-efecto, causali- dad o recursividad, nos involucra en la secuencia del ritmo metodo- lógico correspondiente al flujograma situacional, antecedentes, como relaciones internas de determinación, la genoestructura, la fenoes- tructura y la fenoproducción (Carlos Matus +), vector de definición del problema, tendencias y situación objetivo, en el sentido de su des- arrollo horizontal y progresivo, por una parte, y por la otra lo corres- pondiente al escenario nacional, internacional y los factores exóge-
  • 62. nos que nos explican esa situación, cuyos hechos determinantes, coadyuvantes o concomitantes, se conforman como nudos explicati- vos que permiten la interpretación de nudos críticos dentro del mismo flujograma, orientar la definición de una situación objetivo y hacia donde van dirigidas las medidas pertinentes para alcanzar esa situa- ción objetivo. Es de enfatizar, que esta Situación Objetivo, deriva de la explica- ción de la realidad por los propios actores, acto reivindicativo de los antes excluidos, ahora primeros actores, lo que hace inadmisible la concepción de listado de proyectos o acumulado de proyectos de cubículo, divorciados de la realidad y sin correspondencia espacial, fundamentados en la concepción de mercado, de la productividad (insumo sobre producto) o en la indignificante beneficencia, ajena a la solidaridad social y a la dignidad de los pueblos y excluidos. Conforme a la mayor aproximación a la realidad explicada, Situación Inicial o Si, así será la definición de la Situación Objetivo o So, el Arco Direccional que nos permitirá el logro de esa Situación Objetivo, los Arcos de Coyuntura que nos permiten la aproximación progresiva, directa o indirecta a la Situación Objetivo, siempre sig- nando la progresión del Arco Direccional, y el diseño de estrategias y proyectos a los propósitos del desarrollo local, municipal e inclusi- ve, regional, donde el manejo de esas estrategias es un vector del plan estratégico nacional y condicionante directo de las políticas regionales, municipales y locales, precisamente para darle una res- puesta en sistema a las consecuencias de la funcionalidad del siste- ma analizado, y como tales, fundamentales en la construcción de un Sistema de Desarrollo Endógeno. Insistimos en la participación, porque sin ella no es posible la coherencia geodemográfica del Desarrollo Endógeno como sistema ni como estrategia nacional de independencia y soberanía, tarea titá- nica que por experiencias universales, sólo es posible con la partici- pación decididamente patriótica y solidaria de las grandes masas, de los pueblos. Henos aquí en esta escala del sueño de nuestro camino andado. La participación es un mandato constitucional, máximo de la concepción política y filosófica de nuestra democracia. EL MOMENTO NORMATIVO. Si para la explicación de la realidad es necesario el concurso de .:LA SITUACION EN LA REVOLUCION BOLIVARIANA:. 62 SOCIALISMO SIGLO XXI EN LA REVOLUCIÓN BOLIVARIANA :.
  • 63. todos con nuestra verdad y nuestras percepciones y capacidad de análisis, veamos ahora nuestra presencia en el diseño de las medi- das para afrontar cada una de las situaciones y problemas que se anteponen a nuestro propósito estratégico o a nuestra Situación Objetivo. Es necesario señalar con precisión, en nuestro Proyecto Estratégico, tanto en el prediseño de operaciones, como en la opera- ción misma en su incidencia sobre determinado nudo crítico del aná- lisis situacional, las causales a las que van dirigidas las acciones de cada operación, así como de las operaciones, acciones, nudos críti- cos o relaciones causales en su conjunto. Este señalamiento es un alerta relativo a los señuelos que a menudo se nos presentan respec- to al Desarrollo Sustentable, al Desarrollo Endógeno e inclusive, a la Planificación Estratégica. El Desarrollo Sustentable, como teoría novísima, nos llegó acom- pañada del paquete neoliberal, emanada de la penúltima reunión del Grupo de los Siete, antes de la incorporación de Rusia, cuando inme- diatamente se puso de moda como lema en todos los proyectos que de alguna manera se relacionaban con el medio ambiente o con la acción gubernamental, sobre todo, para la solicitud de financiamien- to o aprobación de la instancia gubernamental. Tenemos toda una experiencia de más de quinientos años de his- toria conocida, subsistiendo bajo el rigor de un sistema fundamenta- do en la acumulación de capitales, donde tal fundamento es el prin- cipio y el fin del ciclo vital. Conocemos también cómo tal sistema inci- de en su acción primaria sobre la naturaleza, el medio ambiente y principalmente del hombre, como parte de él, es decir, nada es sus- tentable en tales condiciones, ni siquiera Dios, si por tal vía se llega- ra a la extinción del ser humano como especie, por cierto, en las pre- sentes condiciones, también en peligro de extinción. Cuando interpretamos nuestra Constitución de la República Bolivariana de Venezuela, interpretamos también el Desarrollo Sustentable en ella contenido, conforme a la abolición del capitalis- mo como regente de las relaciones de vida en el planeta, tanto como en nuestro país, tal como somos Bolivarianos e internacionalistas, nuestro gran valor histórico, heredado de los grandes esfuerzos de nuestros libertadores en nuestra gesta de independencia. Veamos, si .:LA SITUACION EN LA REVOLUCION BOLIVARIANA:. .: SOCIALISMO SIGLO XXI EN LA REVOLUCIÓN BOLIVARIANA 63
  • 64. nuestros proyectos de Desarrollo Sustentable, conducen a la pervi- vencia del hombre como ser humano en su armonía hombre-natura- leza y con los otros hombres. Respecto al desarrollo endógeno, deberían conocerse los factores exógenos que inciden sobre cada situación justificable de la acción de tales proyectos, ya que como referimos en anteriores exposicio- nes sobre el tema, la improvisación y la premura, además de la "opor- tunidad", permiten la ocurrencia imperceptible de dichos factores, tal como los prejuicios respecto al desarrollo y a la funcionalidad de las organizaciones cooperativas. Esto para mencionar sólo dos elemen- tos, asumiendo intencionalidad de buena fé en el esfuerzo y la parti- cipación democrática. En cuanto a la Planificación Estratégica, se observan híbridos, incluso incorporando técnicas y modelos neoliberales, obviando nuestras grandes necesidades de incrementar nuestro nivel de auto- abastecimiento y cobertura de requerimientos sociales básicos, con escasos recursos, estos nunca serán suficientes para la construc- ción del futuro, donde en términos de Desarrollo Endógeno, todo lo que hagamos en esta dirección hace falta, dejando translucir una concepción en apariencia obsecados por la definición y el valor del producto, la rentabilidad, la demanda, el mercado, las metas, la pro- ductividad, etc. sin ninguna relación metodológica con la Planificación Estratégica, precisamente desarrollada por venezola- nos para nuestra realidad, investigadores docentes, con el impulso de Carlos Matus (+), cuyos trabajos aún están a nuestro alcance. La Premisa Metodológica de la Planificación Estratégica es la Participación. Incluido el diseño con precisión del proyecto, sus relaciones intrín- secas, su coherencia, su capacidad operativa e influencia sobre el entorno, es sumamente exigente en el cálculo, en el desarrollo estra- tégico y la asignación de recursos, no sólo por la economía de recur- sos, sino porque nos desempeñamos con recursos escasos, además de la preeminente participación, por lo que en la secuencia metodo- lógica, se somete al rigor de la viabilidad en el momento subsiguien- te: el Momento Estratégico. EL MOMENTO ESTRATEGICO. Las fuerzas acumuladas, o nuestro peso sobre la situación, nos .:LA SITUACION EN LA REVOLUCION BOLIVARIANA:. 64 SOCIALISMO SIGLO XXI EN LA REVOLUCIÓN BOLIVARIANA :.
  • 65. califica el primer escaño para avanzar sobre la viabilidad, la viabilidad política. La viabilidad política comienza con la decisión y continúa con el control o los controles del desarrollo del plan, flexibilidad de la tra- yectoria, direccionalidad del programa, de acuerdo al diseño de situa- ciones o escenarios posibles y las probabilidades de éxito. La viabilidad económica, relativa a la disponibilidad de recursos y su aplicación al desarrollo del proyecto, más viable aún, en el caso del Desarrollo Endógeno, si su evolución en la participación nos per- mite mayor flexibilidad en la aplicación del esfuerzo, presente en el diseño de cada arco de coyuntura. Finalmente, nos ocupamos de la viabilidad organizativa, la más importante una vez alcanzado el nivel progresivo de las viabilidades anteriores, es el con quién hacerlo, tratado en exposiciones anterio- res, íntimamente relacionada con la participación, la capacidad parti- cipativa y la calidad de esa participación, tanto en los arcos de coyun- tura, como en el contingente del arco direccional. Aún logrado esto, estaremos permanentemente construyendo viabilidad, tal es el obje- to del momento subsiguiente, el Momento Táctico Operacional, el Momento de la Gerencia. MOMENTO TACTICO OPERACIONAL. Hemos considerado el proceso de planificación en la secuencia resultante de la situación, la direccionalidad y la viabilidad, cuando nos encontramos con lo operacional, como el momento que preside y precede la acción, conformado al igual que la esencia de la meto- dología, como un sistema de tomas de decisiones, como advertía- mos al final del párrafo anterior, la gerencia, cuya función es la reo- rientación del proceso en su direccionalidad hacia la señalización del arco direccional, la Situación objetivo, mediante la incidencia sobre cada arco de coyuntura cuya secuencia vectorial, como se ha dicho, nos aproximan directa o indirectamente a través del proceso hacia el fín del arco de coyuntura. Es decir, una vez iniciado este momento, nos enfrentamos a lo desconocido y avanzamos en el propósito de lograr "la utopía concreta" (Carlos Matus (+) dixit). .:LA SITUACION EN LA REVOLUCION BOLIVARIANA:. .: SOCIALISMO SIGLO XXI EN LA REVOLUCIÓN BOLIVARIANA 65
  • 66.
  • 67. .: SOCIALISMO SIGLO XXI EN LA REVOLUCIÓN BOLIVARIANA :. EL ANALISIS ESPACIAL EN LA REVOLUCION BOLIVARIANA
  • 68.
  • 69. .: SOCIALISMO SIGLO XXI EN LA REVOLUCIÓN BOLIVARIANA 69 EL ANALISIS ESPACIAL EN LA REVOLUCION BOLIVARIANA Recorrida la imaginación, la creatividad y nuestras experiencias por el qué hacer, y el cómo hacerlo, abordamos la secuencia del dónde hacer- lo, como lo habíamos pautado al inicio de esta secuencia. LA NORMATIVA. De las leyes que rigen el uso del espacio en nuestro país, resalta- mos entre las más importantes, desde el principio de continuidad vital, la Ley de Tierras y Desarrollo Agrario y la Ley de Pesca, ambas leyes habilitantes, acordes con la realidad de la Revolución Bolivariana y nacidas al calor de estas luchas por la emancipación humana y por la Justicia social. Nos referimos en primer lugar a esta normativa, ya que conforman la única innovación respecto al uso del espacio, puesto que todas las leyes preexistentes corresponden a la visión utilitarista sino de reco- lectores en cuanto al uso del espacio, las cuales aún no han sido toca- das, en cuanto a su correspondencia constitucional, o a su concor- dancia, como dirían nuestros colegas juristas, ni mucho menos la estructura institucional que las administra, por ej., a Ley del Ambiente, y su Ministerio. Nos referimos conjuntamente al sistema de leyes que rigen la actividad del hombre, ordenación del territorio, régimen muni- cipal, bosques, baldíos, aguas, cartografía, catastro, etc, que abarcan todo el espectro de aplicación del conocimiento al respecto, incluyen- do la actividad científica y de investigación del sistema de ciencias geográficas o de ciencias de la tierra. TODO TIENE LUGAR EN EL ESPACIO. El análisis espacial, regido por las técnicas de las ciencias propias para cada área científica y su campo de aplicación, trasciende en su aspecto metodológico, la concepción tecnocrática y de la ingeniería en algunos casos, cuando es cuestión de vital importancia para pervivencia humana, se trata de la visión estratégica de un país de futuro, donde las nuevas visiones plasmadas en normativas acordes con esos nuevos tiempos, nos imponen también, iniciativas, conceptos y, por supuesto, criterios de análisis, regionalización, movimientos, desplazamiento, des- centralización, concentración, localización, disposiciones y sistemas de uso, creación de nuevas regiones, etc. Esto lo hemos visto en la vida
  • 70. real, antes, en las proposiciones del Presidente Chávez en su campaña electoral, (los ejes de desarrollo de lo que nos hicimos parte en conferen- cias y exposiciones) y luego a través de estos seis años de decisiones gubernamentales respecto a nuestro desarrollo, que no es otra cosa que el desarrollo del espacio, con su correspondencia geodemográfica, lo que define nuestra realidad espacial explicada por la visión revoluciona- ria del Presidente, respecto a sus características y el propósito del des- arrollo social mediante medidas económicas las cuales, todas, tienen lugar en el espacio. NUESTRO CONTENIDO ESPACIAL. Tratándose del espacio, ahora, aterricemos, pero aun no entramos en lo clásico de las técnicas de análisis espacial, sin ubicarnos, en primer lugar, en nuestra división político territorial y su taxonomía. Como aporte revolucionario a nuestra visión de país, se destaca en primer lugar, como novedad a la comprensión de nuestra pertenencia, la concepción del límite territorial del contenido de nuestros espacios acuáticos y la reali- dad geopolítica que nos conforman en el ámbito de la concepción inter- nacional de nuestra vecindad limítrofe, aún no trascendente en lo relati- vo a las actividades económicas inherentes a esos espacios, baste decir que lo vemos desde la orilla y nos conformamos con loas a la actividad turística desde ese ángulo o rincón diríamos, ya que la inmensidad de la contemplación de esa prospectiva, aún consideradas las explotacio- nes costa afuera de nuestros recursos naturales, induce también a la comprensión de la grandeza de la patria y a la inminencia de la incorpo- ración de su uso para nuestro fortalecimiento, el fortalecimiento de la soberanía, al igual que los otros propósitos de desarrollo endógeno, des- arrollo de riveras, nuevos poblamientos, etc., todo regido por la dinámi- ca del desarrollo humano y el propósito de su reivindicación en la Revolución Bolivariana. Trascendente para todo propósito de la revolución es el conocimien- to del espacio y en particular del hábitat, correspondiente a los veintitrés estados y un distrito capital, y sus trescientos treinta y tres municipios, con sus respectivas parroquias, en lo que ya abarcamos la taxonomía de la división político-territorial, donde definimos al municipio como unidad taxonómica, también político administrativa y de planificación regional. Es acá, donde la comprensión del espacio, introspectivamente hablando, se transforma en un cúmulo de complejidades susceptibles de trabajar y analizar a través de la metodología propia del sistema de cien- .:EL ANALISIS ESPACIAL EN LA REVOLUCION BOLIVARIANA:. 70 SOCIALISMO SIGLO XXI EN LA REVOLUCIÓN BOLIVARIANA :.
  • 71. cias geográficas, cuya resultante final es la síntesis del uso actual del espacio, su ocupación, sus formas de ocupación y donde la norma y la política reflejada en ella conducen la intervención humana en las accio- nes y tratamiento de ese bien común, el espacio donde vivimos. Nada menos. CONFLICTOS DE USO DEL ESPACIO. Permanentemente, a nivel de investigación, verificamos la situación de los elementos o factores de conflicto de uso del espacio, los que adquieren mayor relevancia, cuando nos desenvolvemos en tareas del nivel superior de planificación del uso del espacio, donde nos rige la pre- misa de Desarrollo Equilibrado del Espacio, DES, al considerar en primer lugar los asentamientos humanos, la agricultura, la industria, el turismo y el medio ambiente per se, el que conforme a la limitaciones que impone, impone también sus inexorables leyes, las leyes de la naturaleza, las que no admiten error. He aquí la importancia que tienen las leyes que rigen el uso del espa- cio y como coliden con las relativas a las modalidades de ocupación del espacio y las prerrogativas que se abrogan los ocupantes respecto a los derechos de que los enviste su calidad de ocupantes amparados por determinada modalidad. Esta es otra limitante y factor de conflicto del uso del espacio, correspondiente al área administrativa de la norma de ocupación y uso del espacio. En este caso, la norma vigente más impor- tante, es la Ley de Tierras y Desarrollo Agrario. Esta norma desdeña la concepción mercantilista de la tenencia de la tierra en la modalidad o régimen de propiedad y se desprende de la concepción del Derecho Romano, según su preámbulo y opinión avanzada por juristas especia- listas en ese sector del ejercicio del derecho. En todo caso, el latifundio y sus características como tal, no es una limitante ni para la investigación científica ni para la planificación del uso del espacio en el ámbito de la aplicación de la norma en la Revolución Bolivariana. LA METODOLOGIA Y TECNICAS. En tiempos de la Revolución Bolivariana, el universo más importante del análisis espacial, es el correspondiente a las variables y factores inherentes a la categoría Calidad de Vida, la cual involucra todas las anteriores, además de las específicas del Hábitat, entre las que además del aire sano, emergen como muy relevantes, en primer lugar el agua potable y el acceso a los alimentos, directamente correlacionadas con el área física del análisis, correspondiente a las propiedades intrínsecas del .:EL ANALISIS ESPACIAL EN LA REVOLUCION BOLIVARIANA:. .: SOCIALISMO SIGLO XXI EN LA REVOLUCIÓN BOLIVARIANA 71
  • 72. espacio propiamente dichas, al medio ambiente y su uso y la capacidad de mantener la continuidad de la vida. Así, continúan en el desarrollo de nuestra metodología, iniciada con la localización y la relatividad de las relaciones espaciales inmediatas, el sitio, la situación y la situación relativa, considerada la contigüidad espa- cial y las relaciones inmediatas y mediatas del régimen político-adminis- trativo, primacía urbana, etc. Luego del análisis de las variables y facto- res correspondientes al área física, ya mencionada, donde una vez con- sideras las variables y factores de clima, relieve, hidrografía y recursos hídricos, vegetación, recursos naturales, etc., avanzamos hacia la correspondencia geodemográfica de ese espacio en el tratamiento de todas las variables y factores correspondientes al sector social, en primer lugar, educación, salud, vivienda, y las socioeconómicas, precisamente derivadas de la actividad humana sobre ese espacio físico, sectores pro- ductivos, empleo, ingreso y las correspondientes a la calidad de vida en el ámbito social, recreación, confort, etc. Seguimos con el análisis de las variables y factores presentes en la actividad económica, entre los que es necesario priorizar el nivel de importancia de los recursos naturales renovables y no renovables pre- sentes en esa actividad económica, para luego de esto, prepararnos para la planificación propiamente, del uso del espacio junto con nosotros, como parte del medio ambiente, adelantando el trabajo correspondiente a los problemas y análisis de umbrales en el proceso de planificación. EL ANALISIS ESPACIAL EN LA REVOLUCION BOLIVARIANA. Hemos completado una gran visión, no un vuelo rasante, al pasear- nos por la metodología del sistema de ciencias geográficas, antes men- cionado, y el propósito de transformar la realidad explicada, mediante los instrumentos que pone en nuestras manos la Constitución Bolivariana para la construcción de la Revolución Bolivariana, vale decir en primer lugar, la participación y la planificación estratégica. Cualquier actividad que hagamos en nuestro hábitat, en el espacio que ocupemos, afecta indudablemente la vida de todo el planeta, como cuerpo vivo, es por eso que en el diseño de planes, proyectos, estrate- gias, locales, municipales, regionales o nacionales, está presente siem- pre no solamente el concepto de conservación, sino el instinto de con- .:EL ANALISIS ESPACIAL EN LA REVOLUCION BOLIVARIANA:. 72 SOCIALISMO SIGLO XXI EN LA REVOLUCIÓN BOLIVARIANA :.
  • 73. servación, modelado por esa categoría universal, la Ley de lucha por la existencia, de la que son maestros nuestros habitantes de comunidades indígenas. Es el caso, en este nivel de nuestra disertación sobre esta área que nos ocupa, la más importante en el proceso revolucionario, del Análisis Espacial en la Revolución Bolivariana, detenernos a considerar la con- vención de los grandes problemas de la humanidad, los cuales aparecen en primer lugar el medio ambiente, seguido por la alimentación, la pobla- ción y la basura. El planeta, la tierra, es el hogar del hombre, el que compartimos con todos los demás seres vivos y los elementos y factores que permiten y condicionan la vida del planeta, somos parte del medio ambiente, por tal, también inmersos en los designios de la dialéctica de la naturaleza, en la que nuestro primer nivel de percepción está referido a la luz, la irradia- ción solar, propulsor de todos los procesos planetarios, y al agua, el fac- tor más importante junto con el aire en la interconexión de los flujos ener- géticos que signan la continuidad de la vida. Estos tres factores han sido los más afectados por la actividad huma- na e irracional, de un sistema de desarrollo planetario fundamentado en la acumulación de capitales y por la competencia entre sistemas y el dominio y control del resto de la humanidad, así tenemos, el problema de la capa de ozono, la calidad del aire y la inutilización de grandes cuer- pos de agua y sus cursos, consecuencia de un desarrollismo a ultranza, sin consideraciones y en desprecio de la vida y de la existencia misma del planeta. EL AGUA. Es precisamente al agua, ya preocupación de primer orden a nivel mundial, considerada en Naciones Unidas como la lucha contra la deser- tificación, cuando en nuestro caso traduce a la par que ese alerta, la con- servación de humedales, lo que para nosotros, además de los humeda- les permanentes de costas litorales y deltas, destacan los esteros, con toda la majestad de la acción de la naturaleza sobre nuestro hábitat, que no sólo pasa de la percepción de los cantores a la expresión musical, sino que con mayor fuerza se trasmite su contenido energético a la plenitud de nuestra alma cuando con nuestros fines de investigación científica con- templamos la serenidad de su funcionalidad, inmersa entre las variables .:EL ANALISIS ESPACIAL EN LA REVOLUCION BOLIVARIANA:. .: SOCIALISMO SIGLO XXI EN LA REVOLUCIÓN BOLIVARIANA 73
  • 74. que consideramos en esa área del análisis espacial. Tan compleja como cualquiera que abordemos desde el propósito de la Revolución Bolivariana, de un estado social de derecho y de justicia, de iguales y donde permanentemente pongamos nuestro conocimiento y trabajo por acompañar a nuestro Libertador en el alcance de "la mayor suma de feli- cidad posible".Eso sólo se hace realidad con nuestro trabajo, con nuestro desprendimiento, la acuciosidad en el estudio y la solución de problemas, para lograr lo más fielmente posible la identidad de nuestra participación con las resultantes del país que queremos y la visión del espacio que que- remos. He aquí reflejadas a grosso modo las características del trata- miento del análisis espacial en la Revolución Bolivariana. ALERTA No apartemos de nuestra observación la concepción geopolítica del imperialismo, y la concepción del tratamiento del espacio, de la visión colonialista con que se trata para nosotros el conocimiento científico, patri- monio de toda la humanidad, A estas alturas hemos estudiado en los mis- mos libros, más los que hemos escrito desde estas realidades de depen- dencia a la que hemos estado sometidos por la prepotencia del desarro- llo tecnológico externo, más el poder del capital y las limitaciones a que se nos confina como pobres, para que no lo logremos.. A pesar de que no hemos cometido errores graves que nos limiten el desarrollo futuro en esta realidad espacial, hemos sido testigos del desastre del cierre del caño Manamo (no Mánamo) en el delta del Orinoco Así debemos estar alerta en cuanto a lo pertinente al desarrollo del eje Apure-Orinoco, donde insurgen tratamientos espaciales como el corte de meandros, dragados, etc, donde el desarrollismo puede conducirnos a riesgos en los que podrí- an estar comprometidos los esteros y la vida de los esteros, de los que hablaba anteriormente, y con ello, todo el ecosistema de ese medio ambiente o ámbito espacial. De nuestra realidad espacial, nadie sabe más que nosotros mismos. Ciertamente, a nivel científico, todos nos entendemos por encima de ideologías, política, religión, cultura u otras consideraciones que corres- ponden a niveles de desarrollo espiritual del individuo, cuando precisa- mente, desprendidos como premisa de prejuicios, cualquier considera- ción acerca del uso el espacio por razones de humanidad y de pertenen- cia, trasciende al interés de todos a la vida de todos. No considero nece- sario acá hablar de la ética, de nuestra formación científica, de la ética revolucionaria ni de la ética de la Revolución Bolivariana. Existe la tecno- logía y la manejamos. .:EL ANALISIS ESPACIAL EN LA REVOLUCION BOLIVARIANA:. 74 SOCIALISMO SIGLO XXI EN LA REVOLUCIÓN BOLIVARIANA :.
  • 75. .: SOCIALISMO SIGLO XXI EN LA REVOLUCIÓN BOLIVARIANA :. SOCIALISMO SIGLO XXI EN LA REVOLUCION BOLIVARIANA
  • 76.
  • 77. .: SOCIALISMO SIGLO XXI EN LA REVOLUCIÓN BOLIVARIANA 77 SOCIALISMO SIGLO XXI EN LA REVOLUCION BOLIVARIANA LOS PROLEGOMENOS. Hemos recorrido un venturoso camino por todas las filosofías accesi- bles y conocidas del mundo, relativas a la ocupación del espacio y a la pre- sencia del hombre sobre el planeta, incluyendo la visión de nuestros ancestros en esta Venezuela de raíces insondables, la que nos permite percibir, como ninguna otra, su evolución intrínseca del politeismo al monoteísmo, "cuando no había un sólo Dios, cuando las aguas hablaban, cuando el sol hablaba, cuando los árboles y la sal y los animales habla- ban", antes de la aparición del monoteísmo cristiano en nuestras tierras, gran riqueza de imágenes y percepciones, la filosofía y la universalidad, la de nuestros ancestros, para tratarlos con cariño y el respeto que inspiran. No es permisible, dar un salto tan grande de lo enunciado, para incluir- nos desde ya en la Revolución Bolivariana y la promoción de nuestro Presidente, Socialismo Siglo XXI. Es necesario, no contemplar, pero sí valorar todo lo que hemos hecho a nivel del planeta, inspirados por qué, con qué o cuáles motivaciones, para quién, dónde y desde cuándo, cómo, con cuántos esfuerzos, con quienes. Por qué. LA DIALECTICA Y LAS CIENCIAS SOCIALES. Conocemos de grandes eventos que se han sucedido en el planeta, catástrofes naturales, grandes movimientos sociales, caída de imperios, nacimiento y vigencia de otros, todo regido por las leyes inmersas en la ciencia de la contradicción, la dialéctica, de la que consideramos de rele- vante expositor, el camarada Mao Tse Tung, conocido como El Gran Timonel, en sus "Tesis Filosóficas", infinitamente comprensibles por lo directo e inmediato de su exposición, atribuible a su formación y oficio de maestro, educador y luego tansformador de una realidad imposible, la libe- ración del pueblo chino y la Gran Revolución China. Hay otros autores, soviéticos y latinoamericanos, respecto a la dialécti- ca, aunque me refiero al texto del camarada Mao, porque su contenido es y ha sido referencia bibliográfica y metodológica en nuestra formación uni- versitaria y muchos egresados lo conocen y han estudiado como tema obligatorio de materia, esos planteamientos, las leyes de la dialéctica. No escapamos acá de tener que mencionar el Materialismo Histórico, funda- mento científico de las Ciencias Sociales, recordando también el plantea- miento de Mario Bunge, "La Ciencia, su Método y su Filosofía", asumien-