SlideShare una empresa de Scribd logo
1 de 28
“Lectio Divina”
MEDITACIÓN ORANTE DE LA PALABRA DE DIOS
        Miguel Ángel Godoy B., Pbro.
Génesis 3, 8-9:
       “Oyeron luego el ruido de los pasos de Yahveh Dios que se
        paseaba por el jardín a la hora de la brisa, y el hombre y su
        mujer se ocultaron de la vista de Yahveh Dios por entre los
        árboles del jardín. Yahveh Dios llamó al hombre y le dijo:
                          «¿Adán, donde estas?»
   Preguntaba aquí el rabino Shnuer Zalman, de Rusia del norte,
    muerto en 1813: “¿Crees tú que las escrituras son eternas y que
    todas las épocas, todas las generaciones y todos los hombres
    están incluidos en ella?”
   Tú mismo eres Adán, tú eres el hombre a quien Dios pregunta:
    ¿dónde estás? Al preguntar, Dios no espera aprender algo que
    no conoce; lo que anhela es producir un efecto en el hombre
    que sólo una pregunta de esta índole puede producir. Busca
    llegar al corazón del hombre siempre y cuando el hombre le
    permita llegar a su corazón.
Ezequiel 3,1-3.10:
Y me dijo: «Hijo de hombre, come lo que se te ofrece; come este rollo y ve
  luego a hablar a la casa de Israel.» Yo abrí mi boca y él me hizo
  comer el rollo, y me dijo: «Hijo de hombre, aliméntate y sáciate de
  este rollo que yo te doy.» Lo comí y fue en mi boca dulce como la
  miel. Luego me dijo: «Hijo de hombre, todas las palabras que yo te
  dirija, guárdalas en tu corazón y escúchalas atentamente».”
Comer este libro  saciarse, alimentarse de la Palabra del
Señor,  palabra dulce como la miel porque da la salvación.
Guardar la palabra en el corazón  amarla, tenerla presente.
Escucharla atentamente  escucharla con anhelo
y aplicarla a los acontecimientos y situaciones de la vida.
Jesús dice: “No sólo de pan vive el hombre, sino de toda
Palabra que sale de la boca de Dios.” (Mateo 4, 4).
Hechos 8, 31:
La respuesta cuestionante del etíope a Felipe
  «¿Cómo voy a entenderlo si nadie me lo
  explica?» (Hch 8,31) es la misma que hoy dan
  muchos cristianos cuando se les pregunta si leen
  la Biblia y si comprenden lo que leen. Con
  frecuencia se sienten como aquel etíope, y
  necesitan de hombres y mujeres que, como
  Felipe, les ayuden a leer, y dejarse leer, por las
  Escrituras.
BENEDICTO XVI
   En el Congreso Bíblico Internacional
    sobre el tema “La Sagrada Escritura en
    la vida de la Iglesia” realizado en Roma
    en el 2005 con más de 400 estudiosos
    de la Biblia, Benedicto XVI exhortó
    así:
   “quisiera evocar y recomendar
    especialmente la antigua tradición de
    la Lectio divina: la asidua lectura de la
    Sagrada Escritura acompañada de la
    oración realiza aquel íntimo coloquio
    en el que, leyendo, se escucha a Dios
    que habla y, rezando, se le responde
    con un corazón abierto y confiado (cf.
    DV 25).
BENEDICTO XVI
   Añadió: Esta praxis, si se promueve eficazmente, traerá a la
    Iglesia - estoy convencido de ello - una nueva primavera
    espiritual. …
   Nunca hay que olvidar que la Palabra de Dios es lámpara
    para nuestros pasos y luz en nuestro camino" (cf. Sal
    118/119,105).
HISTORIA




La Lectio Divina hunde sus raíces en: el Judaísmo,
en el uso de la Sinagoga propia de los Rabinos y sus
discípulos.
HISTORIA
   Nehemías 8:
   una especie de Lectio
    Divina comunitaria.
   Celebrada en
    Jerusalén, al retornar
    del exilio en
    Babilonia, por Esdras,
    “Sacerdote y Escriba
    de la Ley del Dios del
    cielo” (cf. Esdras 7,
    11-12). Aquí nació el
    Judaísmo rabínico.
IGNORAR LAS ESCRITURAS ES IGNORAR A CRISTO
   Jesús a los judíos: “Vosotros
    investigáis las escrituras, ya que
    creéis tener en ellas vida eterna;
    ellas son las que dan testimonio de
    mí” (Juan 5, 39).
   San Jerónimo: “ignorar las
    escrituras es ignorar a Cristo”.
   Benedicto XVI en su exhortación
    Verbum domini (VD 87): la lectio
    divina, «es verdaderamente
    capaz de abrir al fiel no sólo el
    tesoro de la Palabra de Dios sino
    también de crear el encuentro
    con Cristo, Palabra divina y
    viviente».                            San Jerónimo
ORIGENES
   “Lectio Divina”  expresión en latín  significa lectura
    meditativa y orante de la Palabra de Dios.
   Orígenes hacia el año 185, fue el primero en usar la
    expresión Lectio Divina (Θεια αναγνωσις : Theía
    anagnôsis): afirmando que para leer la Biblia con
    provecho es necesario hacerlo con atención y constancia.
    “¡Cada día, como Rebeca, tenemos que volver, una y otra
    vez, a la fuente de la Escritura!”. Y como lo que no se
    consigue con el propio esfuerzo debemos pedirlo en la
    oración, nos dice también Orígenes: “es absolutamente
    necesario rezar para poder entender las cosas divinas.
    De ese modo -concluye- llegaremos a experimentar
    aquello que esperamos y meditamos”. Así, Orígenes
    ofrece un resumen de lo que será la Lectio Divina.
GUIDO II: SCALA CLAUSTRALIUM

   Guido II, abad de la Gran Cartuja (siglo Xll)  una descripción de
    la lectio en su Scala claustralium (PL 184 475-484),  una carta
    al monje Gervasio.
   Habla de una escala de los monjes para subir al cielo, con cuatro
    peldaños,  Lectio, Meditatio, Oratio y Contemplatio.
   “La Lectura (lectio) es la inspección cuidadosa de las Escrituras
    con entrega de espíritu.
   La Meditación (meditatio) es una actividad diligente de la mente
    que con la ayuda de la razón busca la verdad escondida. La
    Oración (oratio) es un dirigir el corazón a Dios con el intenso
    deseo de evitar el mal y conseguir el bien.
   La Contemplación (contemplatio) es la elevación de la mente
    mantenida en Dios, que degusta las alegrías de la eterna
    dulzura...
GUIDO II: SCALA CLAUSTRALIUM
                   La lectura busca la
                      dulzura de la vida
                      feliz,
                   la meditación la halla,
                   la oración la pide,
                   la contemplación
                      la experimenta.
                      Porque el mismo
                      Dios dice: Buscad y
                      hallaréis, llamad y se
                      os abrirá (Mt 7, 7).
                      Buscad leyendo y
                      hallaréis meditando,
                      llamad orando y se
                      os abrirá
                      contemplando.”
DISPOSICIONES PREVIAS: “STATIO”

   Hacer silencio: Silencio interior y exterior. Silencio de las
    cosas, de uno mismo, del propio corazón. Buscar un sitio
    tranquilo. Respirar profundamente, sin prisas, con
    profundidad. Sentir la calma y cuando todo esté callado
    empezar, pero no en una postura que infunda sueño.
   Pasaje: Elegir una cita bíblica a leer, que no sea un
    pasaje demasiado largo.
   Versión: Mejor una versión de la Biblia que tenga citas
    paralelas que sirvan para confrontar tu texto.
   Libreta de apuntes: Hacer un diario personal de “las
    Lectios” y después disfrutar releyendo lo que el Espíritu
    Santo inspiró en otros momentos.
INVOCACIÓN
   Inicia con una invocación al
    Espíritu Santo. Puede ser:
   Ven, Espíritu Santo, inflama mi
    corazón y enciende en él el fuego
    de tu amor. Dígnate escuchar mis
    súplicas, y envía sobre mí tus
    dones, como los enviaste sobre tus
    Apóstoles el día de Pentecostés,
    para que me conceda aceptar mis
    limitaciones humanas y selle el
    amor de Dios en mi corazón,
    haciéndome dócil a tu Palabra de
    Misericordia. AMÉN.
PASOS DE LA LECTIO DIVINA
I. LECTIO:
 Leer despacio el texto de la Escritura que has
  elegido, escuchando tranquilamente para poder
  oír una palabra o frase que sea para ti la voz de
  Dios en el día de hoy. Ponlo por escrito en tu
  cuaderno personal de la Lectio, si te parece bien
  en color negro.
 También puedes leer las notas o referencias a otros
  lugares bíblicos. Desde el judaísmo rabínico los
  cristianos aprendimos que la Escritura se explica
  con la Escritura.
 Detente cuando te atraiga una palabra, una
  expresión o un pensamiento. Escríbelas, si quieres
  con color azul.
Benedicto XVI (VD 87):
aquí se “suscita la
cuestión sobre el
conocimiento de su
contenido auténtico:
¿Qué dice el texto
bíblico en sí mismo?”
Puedes preguntarse
también: ¿Qué
personajes hay en él?
¿Qué actitudes
muestran ellos? ¿Qué
enseña el pasaje acerca
de Dios, de la fe, o de la
vida cristiana?
                             LECTIO
II. MEDITATIO:
 Iniciar repitiendo alguna frase que te llamó la
  atención como se hace en la Meditación del
  Nombre de Jesús u oración del corazón.
 Es la Ruminatio: Una vez encontrada la palabra o
  frase de las Escrituras que habla personalmente,
  tomarla y “rumiarla”. La imagen del rumiante que
  tranquilamente mastica su bolo alimenticio se
  utilizaba en la antigüedad como símbolo del
  cristiano reflexionando la Palabra de Dios.
 Los cristianos siempre han visto una invitación a la
  Meditatio en el ejemplo bíblico de la Virgen María
  “meditando en su corazón” lo que vio y oyó de
  Cristo (Lc 2, 19).
Después preguntarse:
¿Qué dice la Palabra que
leí a mi vida concreta?
¿Qué iluminación trae la
Palabra a mi realidad
existencial de hoy? ¿Con
qué personaje me
identifico? Según
Benedicto XVI, “no se
trata ya de considerar
palabras pronunciadas en
el pasado, sino en el
presente.” Puedes
escribirlo con rojo.
                           MEDITATIO
III. ORATIO
       En el momento que lo sientas
        puedes pararte y elevar la
        oración que el Señor te
        inspire. Puede ser que te
        sientes llamado a pedir
        perdón de tus pecados, o
        bien a dar gracias por el amor
        gratuito y profundo que Dios
        te revela en su Palabra, o a
        bendecirlo porque te ilumina
        una situación que te estaba
        preocupando en este
        momento.
Benedicto XVI (VD 87):
“Se llega sucesivamente al
momento de la oración
(oratio), que supone la
pregunta: ¿Qué decimos
nosotros al Señor como
respuesta a su Palabra?
La oración como petición,
intercesión,
agradecimiento y
alabanza, es el primer
modo con el que la
Palabra nos cambia.”
También puedes poner
por escrito tu oración en
el color que prefieras.
                             ORATIO
IV. CONTEMPLATIO:
 Llamado a
  conversión.
 Descubrir la nueva
  visión de Dios para
  contemplar tu
  propia realidad, tu
  historia, tu vida
  misma y la creación
  entera a la luz de su
  amor infinito.
CONTEMPLATIO
   Benedicto XVI (VD 87): “Por último, la lectio divina
    concluye con la contemplación (contemplatio), durante la
    cual aceptamos como don de Dios su propia mirada al juzgar
    la realidad, y nos preguntamos: ¿Qué conversión de la mente,
    del corazón y de la vida nos pide el Señor? San Pablo, en
    la Carta a los Romanos, dice: «No os ajustéis a este mundo,
    sino transformaos por la renovación de la mente, para que
    sepáis discernir lo que es la voluntad de Dios, lo bueno, lo que
    agrada, lo perfecto» (12,2). En efecto, la contemplación
    tiende a crear en nosotros una visión sapiencial, según Dios,
    de la realidad y a formar en nosotros «la mente de Cristo» (1
    Cor 2,16) (…) Como dice San Ambrosio, cuando tomamos con
    fe las Sagradas Escrituras en nuestras manos, y las leemos
    con la Iglesia, el hombre vuelve a pasear con Dios en el
    paraíso.”
LA LECTIO TE ALIMENTA

                 “La lectura lleva
                  alimento sólido a la
                  boca,
               la meditación lo parte
                  y lo mastica,
               la oración lo saborea,
               la contemplación es la
                  misma dulzura que
                  da gozo y recrea”
                  (Guido el Cartujo).
SANTO DOMINGO Y LA LECTIO
              “El Santo Padre (Domingo)
              tenía otro modo de orar,
              devoto y simpático. Después de
              las horas canónicas... se
              retiraba a un lugar solitario, en
              la celda o en otro sitio para
              leer u orar. Recogido en sí
              mismo y en la presencia de
              Dios, se sentaba
              tranquilamente, y después de
              hacer la señal de la cruz, abría
              el libro y leía. Su alma probaba
              una dulce emoción como se lee
              en el salmo: Quiero escuchar
              qué dice Dios” (Sal 85,9).
SANTO DOMINGO Y LA LECTIO (2).
   “Y como si estuviese discutiendo con otro compañero
    ... parecía que no podía contener sus palabras y
    pensamientos; unas veces levantaba la vista, otras la
    bajaba, hablaba de nuevo en voz baja o se golpeaba el
    pecho... Y mientras así leía en silencio, hacía actos de
    reverencia hacia el libro, inclinándose sobre él para
    besarlo, especialmente si se trataba del Evangelio...
    Otras veces escondía su cara, cubriéndola con la
    capa... llorando todo lleno de deseos y acongojado.
    Después, como si diese gracias a un personaje por los
    beneficios recibidos, hacía una inclinación de cabeza,
    calmo y tranquilo consigo mismo, continuaba su
    lectura.”
PASO COMPLEMENTARIO: COLLATIO
   Puesta en común de lo que encontraste, dialogando con
    hermanos de tu comunidad tu experiencia del encuentro
    con la Palabra.
COLLATIO
   Enseña Benedicto XVI (VD 86): “En efecto, «es muy
    importante la lectura comunitaria, porque el sujeto
    vivo de la Sagrada Escritura es el Pueblo de Dios, es la
    Iglesia... La Escritura no pertenece al pasado, dado que
    su sujeto, el Pueblo de Dios inspirado por Dios mismo,
    es siempre el mismo. Así pues, se trata siempre de una
    Palabra viva en el sujeto vivo. Por eso, es importante
    leer la Sagrada Escritura y escuchar la Sagrada
    Escritura en la comunión de la Iglesia, es decir, con
    todos los grandes testigos de esta Palabra, desde los
    primeros Padres hasta los santos de hoy, hasta el
    Magisterio de hoy».”

Más contenido relacionado

La actualidad más candente

ETICA CRISTIANA - Principios y fundamentos de la vida
ETICA CRISTIANA - Principios y fundamentos de la vidaETICA CRISTIANA - Principios y fundamentos de la vida
ETICA CRISTIANA - Principios y fundamentos de la vida
BrunaCares
 
Catecismo de la iglesia catolica
Catecismo de la iglesia catolicaCatecismo de la iglesia catolica
Catecismo de la iglesia catolica
Humberto Corrales
 
Teologia de la mayordomia cristiana
Teologia de la mayordomia cristianaTeologia de la mayordomia cristiana
Teologia de la mayordomia cristiana
Maarthiita Vassquez
 

La actualidad más candente (20)

Mini Curso para Lectores Introducción
Mini Curso para Lectores IntroducciónMini Curso para Lectores Introducción
Mini Curso para Lectores Introducción
 
Lectio divina I. enseñanza. ppt
Lectio divina I. enseñanza. pptLectio divina I. enseñanza. ppt
Lectio divina I. enseñanza. ppt
 
La santidad
La santidadLa santidad
La santidad
 
ETICA CRISTIANA - Principios y fundamentos de la vida
ETICA CRISTIANA - Principios y fundamentos de la vidaETICA CRISTIANA - Principios y fundamentos de la vida
ETICA CRISTIANA - Principios y fundamentos de la vida
 
Diapositivas sobre el sacramento de la eucaristia
Diapositivas sobre el sacramento de la eucaristiaDiapositivas sobre el sacramento de la eucaristia
Diapositivas sobre el sacramento de la eucaristia
 
8. eclesiología.
8. eclesiología.8. eclesiología.
8. eclesiología.
 
Catecismo de la iglesia catolica
Catecismo de la iglesia catolicaCatecismo de la iglesia catolica
Catecismo de la iglesia catolica
 
La oracion
La oracionLa oracion
La oracion
 
LA PROMESA DE LA ORACIÓN
LA PROMESA DE LA ORACIÓNLA PROMESA DE LA ORACIÓN
LA PROMESA DE LA ORACIÓN
 
Mini curso para lectores V
Mini curso para lectores VMini curso para lectores V
Mini curso para lectores V
 
Teologia de la mayordomia cristiana
Teologia de la mayordomia cristianaTeologia de la mayordomia cristiana
Teologia de la mayordomia cristiana
 
Uso y manejo bíblico
Uso y manejo bíblicoUso y manejo bíblico
Uso y manejo bíblico
 
Mini Curso para Lectores I
Mini Curso para Lectores IMini Curso para Lectores I
Mini Curso para Lectores I
 
Taller lectio divina
Taller lectio divinaTaller lectio divina
Taller lectio divina
 
Lectio Divina: Presentación y Práctica
Lectio Divina: Presentación y Práctica Lectio Divina: Presentación y Práctica
Lectio Divina: Presentación y Práctica
 
Creación & Mayordomía
Creación & MayordomíaCreación & Mayordomía
Creación & Mayordomía
 
39 El orden sacerdotal
39 El orden sacerdotal39 El orden sacerdotal
39 El orden sacerdotal
 
Sacramento del Matrimonio
Sacramento del MatrimonioSacramento del Matrimonio
Sacramento del Matrimonio
 
Retiro de cuaresma para adultos
Retiro de cuaresma para adultosRetiro de cuaresma para adultos
Retiro de cuaresma para adultos
 
TEMA-7° VIVIENDO-EN-COMUNIDAD.ppt
TEMA-7° VIVIENDO-EN-COMUNIDAD.pptTEMA-7° VIVIENDO-EN-COMUNIDAD.ppt
TEMA-7° VIVIENDO-EN-COMUNIDAD.ppt
 

Destacado (10)

El Método de la Lectio Divina
El Método de la Lectio DivinaEl Método de la Lectio Divina
El Método de la Lectio Divina
 
La inquietud y_la_tristeza-san_francisco_de_sales
La inquietud y_la_tristeza-san_francisco_de_salesLa inquietud y_la_tristeza-san_francisco_de_sales
La inquietud y_la_tristeza-san_francisco_de_sales
 
Lectio Divina
Lectio DivinaLectio Divina
Lectio Divina
 
Esquema para hacer la lectio divina
Esquema para hacer la lectio divinaEsquema para hacer la lectio divina
Esquema para hacer la lectio divina
 
3. la liturgia anterior al vaticano ii
3.  la liturgia anterior al vaticano ii3.  la liturgia anterior al vaticano ii
3. la liturgia anterior al vaticano ii
 
Esquema lectio divina
Esquema lectio divinaEsquema lectio divina
Esquema lectio divina
 
Lectio Divina
Lectio DivinaLectio Divina
Lectio Divina
 
Lectio divina
Lectio divinaLectio divina
Lectio divina
 
Guias para Lectio Divina
Guias para Lectio DivinaGuias para Lectio Divina
Guias para Lectio Divina
 
San francisco de sales
San francisco de salesSan francisco de sales
San francisco de sales
 

Similar a Lectio Divina para principiantes

Lectio Divina
Lectio DivinaLectio Divina
Lectio Divina
leolegui
 
Oración: aprender a hacerla
Oración: aprender a hacerlaOración: aprender a hacerla
Oración: aprender a hacerla
encuentraTV
 

Similar a Lectio Divina para principiantes (20)

Introducción a las Sagradas Escrituras
Introducción a las Sagradas EscriturasIntroducción a las Sagradas Escrituras
Introducción a las Sagradas Escrituras
 
Triptico lectio divina
Triptico lectio divinaTriptico lectio divina
Triptico lectio divina
 
Introducción a la Sagrada Escritura
Introducción a la Sagrada EscrituraIntroducción a la Sagrada Escritura
Introducción a la Sagrada Escritura
 
Lectio divina
Lectio divinaLectio divina
Lectio divina
 
Jmv Lectura Orante Con La Palabra De Dios
Jmv Lectura Orante Con La Palabra De DiosJmv Lectura Orante Con La Palabra De Dios
Jmv Lectura Orante Con La Palabra De Dios
 
Lectio Divina
Lectio DivinaLectio Divina
Lectio Divina
 
Lectio divina
Lectio divinaLectio divina
Lectio divina
 
03 La sagrada escritura en la iglesia
03 La sagrada escritura en la iglesia 03 La sagrada escritura en la iglesia
03 La sagrada escritura en la iglesia
 
Lectio Divina - Lectura orante de la Palabra
Lectio Divina - Lectura orante de la PalabraLectio Divina - Lectura orante de la Palabra
Lectio Divina - Lectura orante de la Palabra
 
Orar la palabra
Orar la palabraOrar la palabra
Orar la palabra
 
La lectio divina odec
La lectio divina odecLa lectio divina odec
La lectio divina odec
 
Taller De La Biblia - Sesion3 Lectio Divina
Taller De La Biblia - Sesion3 Lectio DivinaTaller De La Biblia - Sesion3 Lectio Divina
Taller De La Biblia - Sesion3 Lectio Divina
 
Lectio divina
Lectio divinaLectio divina
Lectio divina
 
LA EVANGELIZACIÓN PERSONAL (No. II. Cap. 4). Tomo I. LIBRO: COMO ALCANZAR A O...
LA EVANGELIZACIÓN PERSONAL (No. II. Cap. 4). Tomo I. LIBRO: COMO ALCANZAR A O...LA EVANGELIZACIÓN PERSONAL (No. II. Cap. 4). Tomo I. LIBRO: COMO ALCANZAR A O...
LA EVANGELIZACIÓN PERSONAL (No. II. Cap. 4). Tomo I. LIBRO: COMO ALCANZAR A O...
 
241706733 celebraciones-triduo-al-p-claret-pdf
241706733 celebraciones-triduo-al-p-claret-pdf241706733 celebraciones-triduo-al-p-claret-pdf
241706733 celebraciones-triduo-al-p-claret-pdf
 
Oración: aprender a hacerla
Oración: aprender a hacerlaOración: aprender a hacerla
Oración: aprender a hacerla
 
Como realizar una Lectio divina en base a la propuesta de Lectionautas
Como realizar una Lectio divina en base a la propuesta de LectionautasComo realizar una Lectio divina en base a la propuesta de Lectionautas
Como realizar una Lectio divina en base a la propuesta de Lectionautas
 
La predicación expositiva
La predicación expositivaLa predicación expositiva
La predicación expositiva
 
Leer la biblia 3
Leer la biblia 3Leer la biblia 3
Leer la biblia 3
 
Lectio divina aparecida
Lectio divina  aparecidaLectio divina  aparecida
Lectio divina aparecida
 

Más de Miguel Angel

Más de Miguel Angel (20)

La Voluntad de Dios en Romanos 12
La Voluntad de Dios en Romanos 12La Voluntad de Dios en Romanos 12
La Voluntad de Dios en Romanos 12
 
Orando a Dios con las manos
Orando a Dios con las manosOrando a Dios con las manos
Orando a Dios con las manos
 
El Primado de Pedro en el NT 2
El Primado de Pedro en el NT 2El Primado de Pedro en el NT 2
El Primado de Pedro en el NT 2
 
Mensaje Papa Francisco Cuaresma 2018
Mensaje Papa Francisco Cuaresma 2018Mensaje Papa Francisco Cuaresma 2018
Mensaje Papa Francisco Cuaresma 2018
 
Angeles custodios
Angeles custodiosAngeles custodios
Angeles custodios
 
Sola Escritura VS Tradición Escritura Magisterio
Sola Escritura VS Tradición Escritura MagisterioSola Escritura VS Tradición Escritura Magisterio
Sola Escritura VS Tradición Escritura Magisterio
 
Vida en Cristo: gracia, virtudes y Dones
Vida en Cristo: gracia, virtudes y DonesVida en Cristo: gracia, virtudes y Dones
Vida en Cristo: gracia, virtudes y Dones
 
Educar en valores o virtudes
Educar en valores o virtudesEducar en valores o virtudes
Educar en valores o virtudes
 
Honestidad en el Matrimonio
Honestidad en el MatrimonioHonestidad en el Matrimonio
Honestidad en el Matrimonio
 
Discurso Santa Teresa de Calcuta 1994
Discurso Santa Teresa de Calcuta 1994Discurso Santa Teresa de Calcuta 1994
Discurso Santa Teresa de Calcuta 1994
 
Deus caritas est Encíclica Benedicto XVI
Deus caritas est Encíclica Benedicto XVIDeus caritas est Encíclica Benedicto XVI
Deus caritas est Encíclica Benedicto XVI
 
Dios y la ciencia
Dios y la cienciaDios y la ciencia
Dios y la ciencia
 
Altar cristiano (extractos)
Altar cristiano (extractos)Altar cristiano (extractos)
Altar cristiano (extractos)
 
Creo en la resurrecion de la carne
Creo en la resurrecion de la carneCreo en la resurrecion de la carne
Creo en la resurrecion de la carne
 
Comunión en la mano
Comunión en la manoComunión en la mano
Comunión en la mano
 
Decalogo del cantor
Decalogo del cantorDecalogo del cantor
Decalogo del cantor
 
De la verdadera y perfecta alegría
De la verdadera y perfecta alegríaDe la verdadera y perfecta alegría
De la verdadera y perfecta alegría
 
Obras de misericordia espirituales
Obras de misericordia espiritualesObras de misericordia espirituales
Obras de misericordia espirituales
 
Shemá, fundamento de la vida cristiana
Shemá, fundamento de la vida cristianaShemá, fundamento de la vida cristiana
Shemá, fundamento de la vida cristiana
 
El Nombre de Dios y el Nombre de Jesús
El  Nombre de Dios y el Nombre de JesúsEl  Nombre de Dios y el Nombre de Jesús
El Nombre de Dios y el Nombre de Jesús
 

Último

Recuperando el Rumbo Hasta la Transformación Parte Final.pptx
Recuperando el Rumbo Hasta la Transformación Parte Final.pptxRecuperando el Rumbo Hasta la Transformación Parte Final.pptx
Recuperando el Rumbo Hasta la Transformación Parte Final.pptx
jenune
 

Último (9)

Estudio Bíblico de Romanos 14 v13-23.pdf
Estudio Bíblico de Romanos 14 v13-23.pdfEstudio Bíblico de Romanos 14 v13-23.pdf
Estudio Bíblico de Romanos 14 v13-23.pdf
 
LA FAMILIA IDENTIFICANDOSE CON LA IGLESIA .pdf
LA FAMILIA IDENTIFICANDOSE CON LA IGLESIA .pdfLA FAMILIA IDENTIFICANDOSE CON LA IGLESIA .pdf
LA FAMILIA IDENTIFICANDOSE CON LA IGLESIA .pdf
 
Pentecostes y La Iglesia - Conferencia Domingo de Pentecostes
Pentecostes y La Iglesia - Conferencia Domingo de PentecostesPentecostes y La Iglesia - Conferencia Domingo de Pentecostes
Pentecostes y La Iglesia - Conferencia Domingo de Pentecostes
 
IDENTIDAD segunDios.es la expresión del carácter distintivo de una persona pdf
IDENTIDAD segunDios.es la expresión del carácter distintivo de una persona pdfIDENTIDAD segunDios.es la expresión del carácter distintivo de una persona pdf
IDENTIDAD segunDios.es la expresión del carácter distintivo de una persona pdf
 
PRESERVACION DE LA FAMILIA SEGUN DIOS.pdf
PRESERVACION DE LA FAMILIA SEGUN DIOS.pdfPRESERVACION DE LA FAMILIA SEGUN DIOS.pdf
PRESERVACION DE LA FAMILIA SEGUN DIOS.pdf
 
PARÁBOLA DEL SEMBRADOR: CLAVES PARA LA REFLEXIÓN.pdf
PARÁBOLA DEL SEMBRADOR: CLAVES PARA LA REFLEXIÓN.pdfPARÁBOLA DEL SEMBRADOR: CLAVES PARA LA REFLEXIÓN.pdf
PARÁBOLA DEL SEMBRADOR: CLAVES PARA LA REFLEXIÓN.pdf
 
Uretritis infecciones urinarias mmmmmmmm
Uretritis infecciones urinarias mmmmmmmmUretritis infecciones urinarias mmmmmmmm
Uretritis infecciones urinarias mmmmmmmm
 
Recuperando el Rumbo Hasta la Transformación Parte Final.pptx
Recuperando el Rumbo Hasta la Transformación Parte Final.pptxRecuperando el Rumbo Hasta la Transformación Parte Final.pptx
Recuperando el Rumbo Hasta la Transformación Parte Final.pptx
 
Quince minutos con Jesus Sacram - P. Angel Pena.pdf
Quince minutos con Jesus Sacram - P. Angel Pena.pdfQuince minutos con Jesus Sacram - P. Angel Pena.pdf
Quince minutos con Jesus Sacram - P. Angel Pena.pdf
 

Lectio Divina para principiantes

  • 1. “Lectio Divina” MEDITACIÓN ORANTE DE LA PALABRA DE DIOS Miguel Ángel Godoy B., Pbro.
  • 2. Génesis 3, 8-9:  “Oyeron luego el ruido de los pasos de Yahveh Dios que se paseaba por el jardín a la hora de la brisa, y el hombre y su mujer se ocultaron de la vista de Yahveh Dios por entre los árboles del jardín. Yahveh Dios llamó al hombre y le dijo: «¿Adán, donde estas?»  Preguntaba aquí el rabino Shnuer Zalman, de Rusia del norte, muerto en 1813: “¿Crees tú que las escrituras son eternas y que todas las épocas, todas las generaciones y todos los hombres están incluidos en ella?”  Tú mismo eres Adán, tú eres el hombre a quien Dios pregunta: ¿dónde estás? Al preguntar, Dios no espera aprender algo que no conoce; lo que anhela es producir un efecto en el hombre que sólo una pregunta de esta índole puede producir. Busca llegar al corazón del hombre siempre y cuando el hombre le permita llegar a su corazón.
  • 3. Ezequiel 3,1-3.10: Y me dijo: «Hijo de hombre, come lo que se te ofrece; come este rollo y ve luego a hablar a la casa de Israel.» Yo abrí mi boca y él me hizo comer el rollo, y me dijo: «Hijo de hombre, aliméntate y sáciate de este rollo que yo te doy.» Lo comí y fue en mi boca dulce como la miel. Luego me dijo: «Hijo de hombre, todas las palabras que yo te dirija, guárdalas en tu corazón y escúchalas atentamente».” Comer este libro  saciarse, alimentarse de la Palabra del Señor,  palabra dulce como la miel porque da la salvación. Guardar la palabra en el corazón  amarla, tenerla presente. Escucharla atentamente  escucharla con anhelo y aplicarla a los acontecimientos y situaciones de la vida. Jesús dice: “No sólo de pan vive el hombre, sino de toda Palabra que sale de la boca de Dios.” (Mateo 4, 4).
  • 4. Hechos 8, 31: La respuesta cuestionante del etíope a Felipe «¿Cómo voy a entenderlo si nadie me lo explica?» (Hch 8,31) es la misma que hoy dan muchos cristianos cuando se les pregunta si leen la Biblia y si comprenden lo que leen. Con frecuencia se sienten como aquel etíope, y necesitan de hombres y mujeres que, como Felipe, les ayuden a leer, y dejarse leer, por las Escrituras.
  • 5. BENEDICTO XVI  En el Congreso Bíblico Internacional sobre el tema “La Sagrada Escritura en la vida de la Iglesia” realizado en Roma en el 2005 con más de 400 estudiosos de la Biblia, Benedicto XVI exhortó así:  “quisiera evocar y recomendar especialmente la antigua tradición de la Lectio divina: la asidua lectura de la Sagrada Escritura acompañada de la oración realiza aquel íntimo coloquio en el que, leyendo, se escucha a Dios que habla y, rezando, se le responde con un corazón abierto y confiado (cf. DV 25).
  • 6. BENEDICTO XVI  Añadió: Esta praxis, si se promueve eficazmente, traerá a la Iglesia - estoy convencido de ello - una nueva primavera espiritual. …  Nunca hay que olvidar que la Palabra de Dios es lámpara para nuestros pasos y luz en nuestro camino" (cf. Sal 118/119,105).
  • 7. HISTORIA La Lectio Divina hunde sus raíces en: el Judaísmo, en el uso de la Sinagoga propia de los Rabinos y sus discípulos.
  • 8. HISTORIA  Nehemías 8:  una especie de Lectio Divina comunitaria.  Celebrada en Jerusalén, al retornar del exilio en Babilonia, por Esdras, “Sacerdote y Escriba de la Ley del Dios del cielo” (cf. Esdras 7, 11-12). Aquí nació el Judaísmo rabínico.
  • 9. IGNORAR LAS ESCRITURAS ES IGNORAR A CRISTO  Jesús a los judíos: “Vosotros investigáis las escrituras, ya que creéis tener en ellas vida eterna; ellas son las que dan testimonio de mí” (Juan 5, 39).  San Jerónimo: “ignorar las escrituras es ignorar a Cristo”.  Benedicto XVI en su exhortación Verbum domini (VD 87): la lectio divina, «es verdaderamente capaz de abrir al fiel no sólo el tesoro de la Palabra de Dios sino también de crear el encuentro con Cristo, Palabra divina y viviente». San Jerónimo
  • 10. ORIGENES  “Lectio Divina”  expresión en latín  significa lectura meditativa y orante de la Palabra de Dios.  Orígenes hacia el año 185, fue el primero en usar la expresión Lectio Divina (Θεια αναγνωσις : Theía anagnôsis): afirmando que para leer la Biblia con provecho es necesario hacerlo con atención y constancia. “¡Cada día, como Rebeca, tenemos que volver, una y otra vez, a la fuente de la Escritura!”. Y como lo que no se consigue con el propio esfuerzo debemos pedirlo en la oración, nos dice también Orígenes: “es absolutamente necesario rezar para poder entender las cosas divinas. De ese modo -concluye- llegaremos a experimentar aquello que esperamos y meditamos”. Así, Orígenes ofrece un resumen de lo que será la Lectio Divina.
  • 11. GUIDO II: SCALA CLAUSTRALIUM  Guido II, abad de la Gran Cartuja (siglo Xll)  una descripción de la lectio en su Scala claustralium (PL 184 475-484),  una carta al monje Gervasio.  Habla de una escala de los monjes para subir al cielo, con cuatro peldaños,  Lectio, Meditatio, Oratio y Contemplatio.  “La Lectura (lectio) es la inspección cuidadosa de las Escrituras con entrega de espíritu.  La Meditación (meditatio) es una actividad diligente de la mente que con la ayuda de la razón busca la verdad escondida. La Oración (oratio) es un dirigir el corazón a Dios con el intenso deseo de evitar el mal y conseguir el bien.  La Contemplación (contemplatio) es la elevación de la mente mantenida en Dios, que degusta las alegrías de la eterna dulzura...
  • 12. GUIDO II: SCALA CLAUSTRALIUM La lectura busca la dulzura de la vida feliz, la meditación la halla, la oración la pide, la contemplación la experimenta. Porque el mismo Dios dice: Buscad y hallaréis, llamad y se os abrirá (Mt 7, 7). Buscad leyendo y hallaréis meditando, llamad orando y se os abrirá contemplando.”
  • 13. DISPOSICIONES PREVIAS: “STATIO”  Hacer silencio: Silencio interior y exterior. Silencio de las cosas, de uno mismo, del propio corazón. Buscar un sitio tranquilo. Respirar profundamente, sin prisas, con profundidad. Sentir la calma y cuando todo esté callado empezar, pero no en una postura que infunda sueño.  Pasaje: Elegir una cita bíblica a leer, que no sea un pasaje demasiado largo.  Versión: Mejor una versión de la Biblia que tenga citas paralelas que sirvan para confrontar tu texto.  Libreta de apuntes: Hacer un diario personal de “las Lectios” y después disfrutar releyendo lo que el Espíritu Santo inspiró en otros momentos.
  • 14. INVOCACIÓN  Inicia con una invocación al Espíritu Santo. Puede ser:  Ven, Espíritu Santo, inflama mi corazón y enciende en él el fuego de tu amor. Dígnate escuchar mis súplicas, y envía sobre mí tus dones, como los enviaste sobre tus Apóstoles el día de Pentecostés, para que me conceda aceptar mis limitaciones humanas y selle el amor de Dios en mi corazón, haciéndome dócil a tu Palabra de Misericordia. AMÉN.
  • 15. PASOS DE LA LECTIO DIVINA
  • 16. I. LECTIO:  Leer despacio el texto de la Escritura que has elegido, escuchando tranquilamente para poder oír una palabra o frase que sea para ti la voz de Dios en el día de hoy. Ponlo por escrito en tu cuaderno personal de la Lectio, si te parece bien en color negro.  También puedes leer las notas o referencias a otros lugares bíblicos. Desde el judaísmo rabínico los cristianos aprendimos que la Escritura se explica con la Escritura.  Detente cuando te atraiga una palabra, una expresión o un pensamiento. Escríbelas, si quieres con color azul.
  • 17. Benedicto XVI (VD 87): aquí se “suscita la cuestión sobre el conocimiento de su contenido auténtico: ¿Qué dice el texto bíblico en sí mismo?” Puedes preguntarse también: ¿Qué personajes hay en él? ¿Qué actitudes muestran ellos? ¿Qué enseña el pasaje acerca de Dios, de la fe, o de la vida cristiana? LECTIO
  • 18. II. MEDITATIO:  Iniciar repitiendo alguna frase que te llamó la atención como se hace en la Meditación del Nombre de Jesús u oración del corazón.  Es la Ruminatio: Una vez encontrada la palabra o frase de las Escrituras que habla personalmente, tomarla y “rumiarla”. La imagen del rumiante que tranquilamente mastica su bolo alimenticio se utilizaba en la antigüedad como símbolo del cristiano reflexionando la Palabra de Dios.  Los cristianos siempre han visto una invitación a la Meditatio en el ejemplo bíblico de la Virgen María “meditando en su corazón” lo que vio y oyó de Cristo (Lc 2, 19).
  • 19. Después preguntarse: ¿Qué dice la Palabra que leí a mi vida concreta? ¿Qué iluminación trae la Palabra a mi realidad existencial de hoy? ¿Con qué personaje me identifico? Según Benedicto XVI, “no se trata ya de considerar palabras pronunciadas en el pasado, sino en el presente.” Puedes escribirlo con rojo. MEDITATIO
  • 20. III. ORATIO  En el momento que lo sientas puedes pararte y elevar la oración que el Señor te inspire. Puede ser que te sientes llamado a pedir perdón de tus pecados, o bien a dar gracias por el amor gratuito y profundo que Dios te revela en su Palabra, o a bendecirlo porque te ilumina una situación que te estaba preocupando en este momento.
  • 21. Benedicto XVI (VD 87): “Se llega sucesivamente al momento de la oración (oratio), que supone la pregunta: ¿Qué decimos nosotros al Señor como respuesta a su Palabra? La oración como petición, intercesión, agradecimiento y alabanza, es el primer modo con el que la Palabra nos cambia.” También puedes poner por escrito tu oración en el color que prefieras. ORATIO
  • 22. IV. CONTEMPLATIO:  Llamado a conversión.  Descubrir la nueva visión de Dios para contemplar tu propia realidad, tu historia, tu vida misma y la creación entera a la luz de su amor infinito.
  • 23. CONTEMPLATIO  Benedicto XVI (VD 87): “Por último, la lectio divina concluye con la contemplación (contemplatio), durante la cual aceptamos como don de Dios su propia mirada al juzgar la realidad, y nos preguntamos: ¿Qué conversión de la mente, del corazón y de la vida nos pide el Señor? San Pablo, en la Carta a los Romanos, dice: «No os ajustéis a este mundo, sino transformaos por la renovación de la mente, para que sepáis discernir lo que es la voluntad de Dios, lo bueno, lo que agrada, lo perfecto» (12,2). En efecto, la contemplación tiende a crear en nosotros una visión sapiencial, según Dios, de la realidad y a formar en nosotros «la mente de Cristo» (1 Cor 2,16) (…) Como dice San Ambrosio, cuando tomamos con fe las Sagradas Escrituras en nuestras manos, y las leemos con la Iglesia, el hombre vuelve a pasear con Dios en el paraíso.”
  • 24. LA LECTIO TE ALIMENTA  “La lectura lleva alimento sólido a la boca, la meditación lo parte y lo mastica, la oración lo saborea, la contemplación es la misma dulzura que da gozo y recrea” (Guido el Cartujo).
  • 25. SANTO DOMINGO Y LA LECTIO “El Santo Padre (Domingo) tenía otro modo de orar, devoto y simpático. Después de las horas canónicas... se retiraba a un lugar solitario, en la celda o en otro sitio para leer u orar. Recogido en sí mismo y en la presencia de Dios, se sentaba tranquilamente, y después de hacer la señal de la cruz, abría el libro y leía. Su alma probaba una dulce emoción como se lee en el salmo: Quiero escuchar qué dice Dios” (Sal 85,9).
  • 26. SANTO DOMINGO Y LA LECTIO (2).  “Y como si estuviese discutiendo con otro compañero ... parecía que no podía contener sus palabras y pensamientos; unas veces levantaba la vista, otras la bajaba, hablaba de nuevo en voz baja o se golpeaba el pecho... Y mientras así leía en silencio, hacía actos de reverencia hacia el libro, inclinándose sobre él para besarlo, especialmente si se trataba del Evangelio... Otras veces escondía su cara, cubriéndola con la capa... llorando todo lleno de deseos y acongojado. Después, como si diese gracias a un personaje por los beneficios recibidos, hacía una inclinación de cabeza, calmo y tranquilo consigo mismo, continuaba su lectura.”
  • 27. PASO COMPLEMENTARIO: COLLATIO  Puesta en común de lo que encontraste, dialogando con hermanos de tu comunidad tu experiencia del encuentro con la Palabra.
  • 28. COLLATIO  Enseña Benedicto XVI (VD 86): “En efecto, «es muy importante la lectura comunitaria, porque el sujeto vivo de la Sagrada Escritura es el Pueblo de Dios, es la Iglesia... La Escritura no pertenece al pasado, dado que su sujeto, el Pueblo de Dios inspirado por Dios mismo, es siempre el mismo. Así pues, se trata siempre de una Palabra viva en el sujeto vivo. Por eso, es importante leer la Sagrada Escritura y escuchar la Sagrada Escritura en la comunión de la Iglesia, es decir, con todos los grandes testigos de esta Palabra, desde los primeros Padres hasta los santos de hoy, hasta el Magisterio de hoy».”