Se ha denunciado esta presentación.
Se está descargando tu SlideShare. ×
Anuncio
Anuncio
Anuncio
Anuncio
Anuncio
Anuncio
Anuncio
Anuncio
Anuncio
Anuncio
Anuncio
Anuncio
Próximo SlideShare
Poemas parcial
Poemas parcial
Cargando en…3
×

Eche un vistazo a continuación

1 de 6 Anuncio

Resumen viaje rusia

Descargar para leer sin conexión

La sensación del trabajo bien hecho, eso es lo que nos hemos traído de Moscú. Llevamos en España ya unos días, y todavía nos siguen llegando las felicitaciones por todas nuestras presentaciones, y sin duda esa es la mejor recompensa al esfuerzo de los cinco días. Los que nos habéis seguido a través de las Redes Sociales, sabéis que este viaje era importante para nosotros.

La sensación del trabajo bien hecho, eso es lo que nos hemos traído de Moscú. Llevamos en España ya unos días, y todavía nos siguen llegando las felicitaciones por todas nuestras presentaciones, y sin duda esa es la mejor recompensa al esfuerzo de los cinco días. Los que nos habéis seguido a través de las Redes Sociales, sabéis que este viaje era importante para nosotros.

Anuncio
Anuncio

Más Contenido Relacionado

Similares a Resumen viaje rusia (20)

Anuncio

Más de Fernando Fregeneda Chico (20)

Más reciente (20)

Anuncio

Resumen viaje rusia

  1. 1. La   sensación   del   trabajo   bien   hecho,   eso   es   lo   que   nos   hemos   traído   de   Moscú.   Llevamos  en  España  ya  unos  días,  y  todavía  nos  siguen  llegando  las  felicitaciones   por   todas   nuestras   presentaciones,   y   sin   duda   esa   es   la   mejor   recompensa   al   esfuerzo  de  los  cinco  días.       ¿Os   acordáis?   Eran   cinco   días   los   que   teníamos   para   hacer   que   la   gastronomía   española  sonara  alto  en  Moscú,  y  creemos  poder  decir  que  lo  hemos  conseguido.           Ir  de  compras  a  un  mercado  ruso  es  toda  una  experiencia,  un  mar  de  sensaciones,   de   olores   y   de   sabores.   Cientos   de   especias,   frutas   y   productos   totalmente   desconocidos  para  nosotros,  pero  que  nos  abren  un  abanico  de  posibilidades  de   maridaje  con  nuestra  cocina  y  nuestra  gastronomía.       Estas  fueron  las  sensaciones  de  Goyo  Moreno  y  Helio  Flores,  cuando  el  domingo   por  la  mañana  fuimos  hasta  el  mercado  Danilovsky,  a  hacer  las  últimas  compras   para   todas   nuestras   masterclass:   tomate   dulce,   caviar,   mermelada   casera   de   frambuesa,   panales   de   miel,   quesos   frescos…     Y   claro,   no   pudimos   resistirnos   a   probar  nada  de  nada.      
  2. 2.     Y  de  allí,  directos  a  preparar  las  primeras  tapas,  a  las  cocinas  de  “Carboncito”,  el   mejor  restaurante  de  Moscú  en  2014,  un  lugar  con  mucha  historia.  En  sus  cocinas,   hornos   de   leña   de   más   de   100   años,   traídos   de   Estados   Unidos,   y   en   los   que   preparan   cada   uno   de   sus   platos.   La   temperatura   ahí   era   prácticamente   insoportable…  como  ellos  nos  dijeron,  ¡sólo  para  hombres!     Más   de   cincuenta   personas   disfrutaron   de   esta   presentación,   en   la   que   además   nuestro  amigo,  Sergei  Dushkov,  colaboró  con  nosotros  presentando  una  tapa,  muy   apropiada  para  el  día  de  San  Valentín!  
  3. 3.     Y  lo  mejor  es  que  al  terminar,  fuimos  a  cenar  a  nuestro  restaurante  favorito,  seguro   que  ya  os  hemos  hablado  de  él,  con  música  en  directo,  y  una  decoración  tradicional   rusa,  la  misma  que  cuando  las  personas  del  KGB  iban  a  comer  allí.  Si  algún  día  vais   a  Moscú,  esta  parada  es  obligatoria.  Os  recomiendo  la  tarta  Napoleón!  Sin  duda,   nuestra  preferida!     El  lunes  fue  un  día  muy  intenso,  doce  horas  en  la  cocina  del  Restaurante  Balchug  5,   de  la  cadena  Novikov,  y  situados  en  un  lugar  preferente,  desde  su  puerta  se  ve  la   plaza   Roja   y   la   catedral   de   San   Basilio.   Y   además,   con   muchos   recuerdos   para   nosotros,  ya  que  una  de  las  primeras  veces  que  fuimos  a  Moscú,  nos  quedamos  en   el   hotel   que   esta   justo   al   lado,   Balchug   Kempinsky,   donde   las   vistas   mientras   desayunas  son  inigualables.    
  4. 4.     Y  allí,  en  Novikov,  otras  50  personas  quedaron  encantadas  con  el  espectáculo  de   Helio  y  Goyo,    y  con  las  historias  de  El  Queseru,  que  les  contó  todas  sus  aventuras   desde  que  llegó  a  Rusia  por  primera  vez  hace  nueve  años.       Y  ya  en  el  ecuador  de  nuestro  viaje,  nos  quedaba  la  presentación  más  importante   para  nosotros.  Para  una  empresa  pequeña  como  la  nuestra,  estar  en  el  Instituto   Cervantes  de  Moscú,  y  llenarlo  hasta  más  del  doble  de  su  capacidad,  es  sin  duda  un   gran  orgullo,  y  la  recompensa  a  muchas  horas  de  trabajo  y  de  esfuerzo.      
  5. 5.     A  pesar  del  frío  de  Moscú,  sentimos  el  calor  de  todas  las  personas  que  se  acercaron   a  vernos,  a  escucharnos  y  a  disfrutar  de  la  cultura  española,  de  la  gastronomía  y  del   mundo  del  queso  y  los  pastores.       Y  podríamos  decir  que  este  fue  el  culmen  de  nuestro  viaje,  pero  nos  quedaba  el   evento   más   familiar   con   la   escuela   EsPalabra.   Da   igual   las   veces   que   vayamos   a   Moscú,   y   que   siempre   les   contemos   las   mismas   historias,   nos   esperan   con   los   brazos   abiertos,   ansiosos   de   abrazos   y   besos,   del   calor   español,   y   de   nuestras   anécdotas.  Y  siempre  recibimos  mucho  más  de  lo  que  damos,  siempre  volvemos   con  un  montón  de  regalos  y  sorpresas  por  su  parte.  No  hay  mejor  forma  de  acabar   una  semana  tan  intensa  que  con  el  cariño  de  toda  esta  gente,  que  como  siempre   decimos,  son  ya  nuestra  familia.      
  6. 6.     Y   así   terminamos   nuestro   viaje,   con   las   maletas   vacías   de   queso,   pero   llenas   de   energía  positiva,  para  seguir  viniendo  a  Moscú,  tierra  muy  fría  pero  con  corazones   llenos  de  calor  que  nos  esperan  para  recibirnos  con  los  brazos  abiertos.     Y   por   ello,   no   podemos   ni   queremos   despedirnos   sin   agradecer   a   todas   las   personas  e  instituciones  que  han  hecho  esto  posible:  Goyo  Moreno  y  Paradores  de   España,  Helio  Flores  y  todo  su  equipo  de  Los  Álamos,  Instituto  Cervantes  de  Moscú,   Bodegas  Altogrande,  y  por  supuesto  a  todo  nuestro  equipo,  que  hacen  todo  esto   mucho  más  sencillo.                  

×