SlideShare una empresa de Scribd logo
BENEDICTO XVI
AUDIENCIA GENERAL
Miércoles 3 de diciembre de 2008

El pecado original en la enseñanza de san Pablo

Nota: El color amarillo, es el texto oficial de la catequesis en esta dirección:
http://www.vatican.va/holy_father/benedict_xvi/audiences/2008/documents/hf_benxvi_aud_20081203_sp.html
Algunos párrafos se fragmentan para facilitar la lectura y hacer posible la inserción de
imágenes; estas, normalmente, hacen referencia a las frases resaltadas con negritas.
Si en el texto (color amarillo) del Papa se introdujera frases y numeraciones
añadidas, se reconocerían por estar entre corchetes [ ].
Diseño diapositivas, 17 de enero de 20114. Emilio Perucha Herranz.
Queridos hermanos y hermanas:
En la catequesis de hoy trataremos sobre las relaciones entre Adán y Cristo, delineadas por san Pablo en la conocida página de la carta a los
Romanos (Rm 5, 12-21), en la que entrega a la Iglesia las líneas esenciales de la doctrina sobre el pecado original.
En verdad, ya en la primera carta a los Corintios, tratando sobre la fe en la resurrección, san Pablo había introducido la confrontación entre el
primer padre y Cristo: "Pues del mismo modo que en Adán mueren todos, así también todos revivirán en Cristo. (...) Fue hecho el primer
hombre, Adán, alma viviente; el último Adán, espíritu que da vida" (1 Co 15, 22.45).

Lucas Cranach d.Ä. -. Paradies (1530, Kunsthistorisches Museum)

Cristo saca a Adán y Eva de
los infiernos.
Fresco ortodoxo griego
Con Rm 5, 12-21 la confrontación entre Cristo y Adán se hace más articulada e iluminadora: san Pablo recorre la historia de la salvación desde
Adán hasta la Ley y desde esta hasta Cristo.
En el centro de la escena no se encuentra Adán, con las consecuencias del pecado sobre la humanidad, sino Jesucristo y la gracia que, mediante
él, ha sido derramada abundantemente sobre la humanidad.
La repetición del "mucho más" referido a Cristo subraya cómo el don recibido en él sobrepasa con mucho al pecado de Adán y sus consecuencias
sobre la humanidad, hasta el punto de que san Pablo puede llegar a la conclusión: "Pero donde abundó el pecado sobreabundó la gracia"
(Rm 5, 20).
Por tanto, la confrontación que san Pablo traza entre Adán y Cristo pone de manifiesto la inferioridad del primer hombre respecto a la
superioridad del segundo.

eden-caida-serp

Tentaciones de Cristo-Sandro Botticelli-Pared norte-6
Por otro lado, para
poner de relieve el
inconmensurable don
de la gracia, en
Cristo, san Pablo alude
al pecado de Adán: se
podría decir que, si no
hubiera sido para
demostrar la
centralidad de la
gracia, él no se habría
entretenido en hablar
del pecado que "a
causa de un solo
hombre entró en el
mundo y, con el
pecado, la muerte"
(Rm 5, 12).
Por eso, si en la fe de la
Iglesia ha madurado la
conciencia del dogma
del pecado original, es
porque este está
inseparablemente
vinculado a otro
dogma, el de la
salvación y la libertad
en Cristo.
Como consecuencia, nunca deberíamos tratar sobre el pecado de Adán y de la humanidad separándolos del contexto de la salvación, es decir, sin situarlos en el
horizonte de la justificación en Cristo.
Pero, como hombres de hoy, debemos
preguntarnos: ¿Qué es el pecado original? ¿Qué
enseña san Pablo? ¿Qué enseña la Iglesia? ¿Es
sostenible también hoy esta doctrina?
Muchos piensan que, a la luz de la historia de la
evolución, no habría ya lugar para la doctrina de
un primer pecado, que después se difundiría en
toda la historia de la humanidad.
Y, en consecuencia, también la cuestión de la
Redención y del Redentor perdería su
fundamento.

Por tanto: ¿existe el pecado original o no?
Para poder responder debemos distinguir dos aspectos de la doctrina sobre el pecado original.
Existe un aspecto empírico, es decir, una realidad concreta, visible —yo diría, tangible— para todos; y un aspecto misterioso, que concierne al
fundamento ontológico de este hecho.
El dato empírico es que existe una contradicción en nuestro ser.
Por una parte, todo hombre sabe que debe hacer el bien e íntimamente también lo quiere
hacer. Pero, al mismo tiempo, siente otro impulso a hacer lo contrario, a seguir el camino del
egoísmo, de la violencia, a hacer sólo lo que le agrada, aun sabiendo que así actúa contra el
bien, contra Dios y contra el prójimo.

SIMBOLISMO DEL CUADRO (y citas bíblicas relacionadas). Describe el corazón de una persona pagana, que
desconoce a Dios, descrito en la Biblia como pecador. Los animales representan los 7 pecados capitales
(Marcos 7: 21-32): PAVO REAL, el orgullo (Isaías 14: 9-17;1 Pedro 5:5 3) MACHO
CABRIO, inmoralidad, fornicación, excesos sexuales (1 Corintios 3:16) EL CERDO, la embriaguez y glotonería
(Proverbios 23:21) LA TORTUGA, la pereza. adivinanza. (Proverbios 21:25,26) EL LEOPARDO, odio, ira y mal
genio, llega al asesinato (Salmo 37:8) LA SERPIENTE, mentira (Cantares 8:6. Romanos 5) EL SAPO
avaricia, amor al dinero (1 Timoteo 6:10. Mateo 6:19-21) SATANÁS, Padre de mentira (Juan 8:44. Tito 1:2) LA
ESTRELLA, la conciencia de cada hombre. Cuando está negra no puede entender la voz de Dios. Cuando esta
clara y transparente es cuando tiene comunión con Dios. Cuando está media oscura y media clara el el
creyente carnal. OJO DE DIOS. Ve todo lo que pasa en el Corazón. PEQUEÑAS LENGUAS DE FUEGO. El amor
de Dios por el pecador. EL ÁNGEL. Representa la Palabra de Dios. LA PALOMA. Es un emblema del Espíritu de
Dios. CORAZÓN DEL HOMBRE: TEMPLO DE DIOS O TALLER DE SATANÁS.
Más en: http://www.4shared.com/all-images/0WcnjYAI/_online.html?locale=pt-BR y
http://institutosbiblicosensenanzasayudas.blogspot.com.es/2012/08/el-corazon-del-hombre.html
San Pablo en su carta a los Romanos expresó esta contradicción en nuestro ser con estas palabras: "Querer el bien lo tengo a mi alcance, mas no
el realizarlo, puesto que no hago el bien que quiero, sino que obro el mal que no quiero" (Rm 7, 18-19).
Esta contradicción interior de nuestro ser no es una teoría. Cada uno de nosotros la experimenta todos los días. Y sobre todo vemos siempre
cómo en torno a nosotros prevalece esta segunda voluntad. Basta pensar en las noticias diarias sobre injusticias, violencia, mentira, lujuria. Lo
vemos cada día: es un hecho.

«Caminad según el Espíritu y no realizaréis los deseos de la carne» (Ga 5, 16).
San Pablo nos explica que nuestra vida personal está marcada por un conflicto interior, por una
división, entre los impulsos que provienen de la carne y los que proceden del Espíritu; y nosotros
no podemos seguirlos todos.
Efectivamente, no podemos ser al mismo tiempo egoístas y generosos, seguir la tendencia a
dominar sobre los demás y experimentar la alegría del servicio desinteresado.
Siempre debemos elegir cuál impulso seguir y sólo lo podemos hacer de modo auténtico con la
ayuda del Espíritu de Cristo.
HOMILÍA DEL SANTO PADRE BENEDICTO XVI Domingo 27 de mayo de 2012
http://www.vatican.va/holy_father/benedict_xvi/homilies/2012/documents/hf_benxvi_hom_20120527_pentecoste_sp.html
Como consecuencia de este poder del mal en nuestra alma, se ha desarrollado en la historia un río sucio, que envenena la geografía de la
historia humana.
El gran pensador francés Blaise Pascal habló de una "segunda naturaleza", que se superpone a nuestra naturaleza originaria, buena.
Esta "segunda naturaleza" nos presenta el mal como algo normal para el hombre.
Así también la típica expresión "esto es humano" tiene un doble significado. "Esto es humano" puede querer decir: este hombre es
bueno, realmente actúa como debería actuar un hombre.
Pero "esto es humano" puede también querer decir algo falso: el mal es normal, es humano.

De la carta de la Iglesia de Esmirna sobre el martirio de san Policarpo
(Cap. 13, 2-15, 2: Funk 1, 297-299)
… Los verdugos querían atarle, pero él les dijo: "Permitidme morir así. Aquél que me da su gracia para
soportar el fuego me la dará también para soportarlo inmóvil". Los verdugos se contentaron pues, con
atarle las manos a la espalda. Alzando los ojos al cielo, Policarpo hizo la siguiente oración: …
No bien había acabado de decir la última palabra, cuando la hoguera fue encendida. "Pero he aquí que
entonces aconteció un milagro ante nosotros, que fuimos preservados para dar testimonio de ello escriben los autores de esta carta-: las llamas, encorvándose como las velas de un navío empujadas
por el viento, rodearon suavemente el cuerpo del mártir, que entre ellas parecía no tanto un cuerpo
devorado por el fuego, cuanto un pan o un metal precioso en el horno; y un olor como de incienso
perfumó el ambiente". Los verdugos, recibieron la orden de atravesar a Policarpo con una lanza; al
hacerlo, brotó de su cuerpo una paloma y tal cantidad de sangre, que la hoguera se apagó.
Más en: http://www.corazones.org/santos/policarpo.htm
Conclusión: De la “segunda naturaleza” no hay huella en Policarpo; si, en cambio, tenía fe, al
menos, como un grano de mostaza: Os aseguro que, si fuera vuestra fe como un grano de mostaza, le
diríais a aquella montaña que viniera aquí, y vendría. Nada os sería imposible (Mateo 17, 20).
Es lo más que podían hacer, Dios y Policarpo sin violentar la libertad de los perseguidores.
El mal parece haberse convertido en una segunda naturaleza.

Esta contradicción del ser humano, de nuestra historia, debe provocar, y
provoca también hoy, el deseo de redención.
En realidad, el deseo de que el mundo cambie y la promesa de que se creará
un mundo de justicia, de paz y de bien, está presente en todas partes: por
ejemplo, en la política todos hablan de la necesidad de cambiar el mundo, de
crear un mundo más justo.
Y precisamente esto es expresión del deseo de que haya una liberación de
la contradicción que experimentamos en nosotros mismos.

EL CORAZÓN ARREPENTIDO
http://www.4shared.com/allimages/0WcnjYAI/_online.html?locale=pt-BR
Por tanto, el hecho del poder del mal en el corazón humano y en la historia humana es innegable.
La cuestión es: ¿Cómo se explica este mal? En la historia del pensamiento, prescindiendo de la fe cristiana, existe un modelo principal de
explicación, con algunas variaciones.
Este modelo dice: el ser mismo es contradictorio, lleva en sí tanto el bien como el mal. En la antigüedad esta idea implicaba la opinión de que
existían dos principios igualmente originarios: un principio bueno y un principio malo.
Este dualismo sería insuperable: los dos principios están al mismo nivel, y por ello existirá siempre, desde el origen del ser, esta contradicción.
Así pues, la contradicción de nuestro ser reflejaría sólo la contrariedad de los dos principios divinos, por decirlo así.

El yin y yang son dos conceptos del taoísmo, que exponen la dualidad de todo lo existente en
el universo.
Describe las dos fuerzas fundamentales opuestas y complementarias, que se encuentran en
todas las cosas.
El yin es el principio femenino, la tierra, la oscuridad, la pasividad y la absorción. El yang es el
principio masculino, el cielo, la luz, la actividad y la penetración.1
Según esta idea, cada ser, objeto o pensamiento posee un complemento del que depende para
su existencia y que a su vez existe dentro de él mismo. De esto se deduce que nada existe en
estado puro ni tampoco en absoluta quietud, sino en una continua transformación
Más: http://es.wikipedia.org/wiki/Yin_y_yang
En la versión evolucionista, atea, del mundo vuelve de un modo nuevo esa misma visión.
Aunque, en esa concepción, la visión del ser es monista, se supone que el ser como tal desde el principio lleva en sí el bien y el mal.
El ser mismo no es simplemente bueno, sino abierto al bien y al mal. El mal es tan originario como el bien. Y la historia humana desarrollaría
solamente el modelo ya presente en toda la evolución precedente.
Lo que los cristianos llaman pecado original sólo sería en realidad el carácter mixto del ser, una mezcla de bien y de mal que, según esta
teoría, pertenecería a la naturaleza misma del ser.

… En el Nuevo Testamento, el diablo o satanás (frecuentemente singular
colectivo, por los ángeles rebeldes en general) es el jefe de los ángeles rebeldes que
fomentan el mal y la perdición (Ap 9, 11; 12, 7-9). El término en singular (ho
diabolos) es empleado 39 veces en este sentido técnico de enemigo de Dios y de sus
fieles; en plural es empleado en tres casos como atributivo 'acusador' (1 Tim 3, 11; 2
Tim 3, 3; Ju 2, 3)…
Más en: http://www.teologoresponde.com.ar/respuesta.asp?id=362

El Diablo cubre de pústulas a Job ( de William Blake).
http://es.wikipedia.org/wiki/Libro_de_Job
En el fondo, es una visión desesperada: si es así, el mal es invencible. Al
final sólo cuenta el propio interés.
Y todo progreso habría que pagarlo necesariamente con un río de mal, y
quien quisiera servir al progreso debería aceptar pagar este precio.
La política, en el fondo, está planteada sobre estas premisas, y vemos sus
efectos.
Este pensamiento moderno, al final, sólo puede crear tristeza y cinismo.

Pues si, después de haberse alejado de los abusos del mundo por el conocimiento de
nuestros Señor y Salvador Jesucristo, vuelven a implicarse en ellos hasta verse
dominados, entonces su situación última es peor que la primera (2 Pedro 2, 20).

Imagen: http://www.4shared.com/all-images/0WcnjYAI/_online.html?locale=pt-BR
Así, preguntamos de nuevo: ¿Qué dice la
fe, atestiguada por san Pablo?
Como primer punto, la fe confirma el hecho de la
competición entre ambas naturalezas, el hecho de
este mal cuya sombra pesa sobre toda la creación.
Hemos escuchado el capítulo 7 de la carta a los
Romanos, pero podríamos añadir el capítulo 8.
El mal existe, sencillamente.
Como explicación, en contraste con los dualismos y
los monismos que hemos considerado brevemente y
que nos han parecido desoladores, la fe nos dice:
existen dos misterios de luz y un misterio de
noche, que sin embargo está rodeado por los
misterios de luz.
El primer misterio de luz es este: la fe nos dice que no hay dos principios, uno
bueno y uno malo, sino que hay un solo principio, el Dios creador, y este
principio es bueno, sólo bueno, sin sombra de mal.
Por eso, tampoco el ser es una mezcla de bien y de mal; el ser como tal es
bueno y por eso es un bien existir, es un bien vivir.
Este es el gozoso anuncio de la fe: sólo hay una fuente buena, el Creador.
Así pues, vivir es un bien; ser hombre, mujer, es algo bueno; la vida es un
bien.

«El que me ama guardará a mi palabra, y mi Padre lo amará, y vendremos a él y haremos
morada en él (Juan 14, 23).
Imagen: http://www.4shared.com/all-images/0WcnjYAI/_online.html?locale=pt-BR
Después sigue un misterio de oscuridad, de
noche.
El mal no viene de la fuente del ser mismo, no es
igualmente originario.
El mal viene de una libertad creada, de una
libertad que abusa.

¿Cómo ha sido posible, cómo ha sucedido?
Esto permanece oscuro. El mal no es lógico. Sólo
Dios y el bien son lógicos, son luz.
El mal permanece misterioso. Se lo representa
con grandes imágenes, como lo hace el capítulo 3
del Génesis, con la visión de los dos árboles, de la
serpiente, del hombre pecador.
Una gran imagen que nos hace adivinar, pero que
no puede explicar lo que es en sí mismo ilógico.
Podemos adivinar, no explicar; ni siquiera
podemos narrarlo como un hecho junto a
otro, porque es una realidad más profunda.
Sigue siendo un misterio de oscuridad, de noche.
Génesis 3, 3-6
Pero se le añade inmediatamente un misterio de luz.
El mal viene de una fuente subordinada. Dios con su luz es más fuerte. Por eso, el mal puede ser superado. Por eso la criatura, el hombre, es
curable.
Las visiones dualistas, incluido el monismo del evolucionismo, no pueden decir que el hombre es curable; pero si el mal procede sólo de una
fuente subordinada, es cierto que el hombre puede curarse. Y el libro de la Sabiduría dice: "Las criaturas del mundo son saludables" (Sb 1, 14).

III. El concepto contemporáneo de salud
Probablemente Perkins19 se inspiró en los conceptos de Cl. Bernard al definir, en
1938, la salud.
como “un estado de relativo equilibrio de la forma y función corporal, que resulta
del ajuste dinámico del organismo ante las fuerzas que tienden a alterarlo.
Y añadía, “no es, pues, el resultado de la interrelación pasiva entre las sustancias
del organismo y los factores que pretenden romper la armonía con el medio
externo, sino la respuesta activa de las fuerzas corporales que funcionan para
establecer los ajustes para preservar la vida”.
http://bvs.insp.mx/rsp/articulos/articulo.php?id=000274
Diccionario de la lengua española (RAE)
saludable. 1. adj. Que sirve para conservar o restablecer la salud corporal.
Y finalmente, como último punto, el hombre no sólo se puede curar, de
hecho está curado.
Dios ha introducido la curación. Ha entrado personalmente en la historia.

A la permanente fuente del mal ha opuesto una fuente de puro bien.
Cristo crucificado y resucitado, nuevo Adán, opone al río sucio del mal un
río de luz.
Y este río está presente en la historia: son los santos, los grandes
santos, pero también los santos humildes, los simples fieles.
El río de luz que procede de Cristo está presente, es poderoso.

Imagen. Cristiano en paz, curado, redimido por el sacrificio de Cristo: Gál 6,14,
Más: http://www.4shared.com/all-images/0WcnjYAI/_online.html?locale=pt-BR
Hermanos y hermanas, es tiempo de
Adviento.
En el lenguaje de la Iglesia la palabra
Adviento tiene dos significados: presencia y
espera.
Presencia:
la luz está presente, Cristo es el nuevo
Adán, está con nosotros y en medio de
nosotros.
Ya brilla la luz y debemos abrir los ojos del
corazón para verla, para introducirnos en el
río de la luz.
Sobre todo, debemos agradecer el hecho de
que Dios mismo ha entrado en la historia
como nueva fuente de bien.
Pero Adviento quiere decir también espera.
La noche oscura del mal es aún fuerte.
Por ello rezamos en Adviento con el antiguo
pueblo de Dios: "Rorate caeli desuper".
Y oramos con insistencia: Ven Jesús; ven, da
fuerza a la luz y al bien; ven a donde
domina la mentira, la ignorancia de Dios, la
violencia, la injusticia; ven, Señor Jesús, da
fuerza al bien en el mundo y ayúdanos a ser
portadores de tu luz, agentes de
paz, testigos de la verdad.
¡Ven, Señor Jesús!
Saludos
Saludo cordialmente a los fieles de lengua española aquí presentes. En particular, a los peregrinos y grupos venidos de
Chile, España, México, Panamá, Venezuela y otros países latinoamericanos.
Siguiendo la enseñanza de san Pablo, os animo a que, reconociendo con gozo vuestra dignidad de hijos de Dios, viváis con fidelidad vuestros
compromisos bautismales.
Que Dios os bendiga.

«Si el Bautismo es una verdadera entrada en la santidad de Dios por medio
de la inserción en Cristo y la inhabitación de su Espíritu, sería un
contrasentido contentarse con una vida mediocre, vivida según una ética
minimalista y una religiosidad superficial» (Juan Pablo II, Novo millennio
ineunte, 31).

Hay un testimonio, queridos hermanos, no fácil, que consiste en la fidelidad
cotidiana de las virtudes, ante Dios (religión, fe) y ante el prójimo
(justicia, amor, paciencia, delicadeza) (cf. 1 Tm 6, 11). Homilía de D. Jesús
Catalá Ibáñez Obispo de Málaga Santa Misa con motivo del 40 aniversario de
los Colegios "Attendis“ S.I. Catedral de la Virgen de la Encarnación, Málaga
Domingo 29 de septiembre de 2013

Más contenido relacionado

La actualidad más candente

Libro complementario | Capítulo 8 | Misericordia infinita, Oportunidades limi...
Libro complementario | Capítulo 8 | Misericordia infinita, Oportunidades limi...Libro complementario | Capítulo 8 | Misericordia infinita, Oportunidades limi...
Libro complementario | Capítulo 8 | Misericordia infinita, Oportunidades limi...
jespadill
 
Falsos profetas, falsa doctrina
Falsos profetas, falsa doctrinaFalsos profetas, falsa doctrina
Falsos profetas, falsa doctrina
Coke Neto
 
BIBLIA CATOLICA, NUEVO TESTAMENTO, CARTA A LOS EFESIOS, PARTE 11 DE 27
BIBLIA CATOLICA, NUEVO TESTAMENTO, CARTA A LOS EFESIOS, PARTE 11 DE 27BIBLIA CATOLICA, NUEVO TESTAMENTO, CARTA A LOS EFESIOS, PARTE 11 DE 27
BIBLIA CATOLICA, NUEVO TESTAMENTO, CARTA A LOS EFESIOS, PARTE 11 DE 27
sifexol
 
En defensa del ministerio
En defensa del ministerioEn defensa del ministerio
En defensa del ministerio
Coke Neto
 
Mensaje del papa francisco para la cuaresma
Mensaje del papa francisco para la cuaresmaMensaje del papa francisco para la cuaresma
Mensaje del papa francisco para la cuaresma
Carlos Vargas
 
BIBLIA CATOLICA, NUEVO TESTAMENTO, EVANGELIO DE LUCAS, PARTE 4 DE 27
BIBLIA CATOLICA, NUEVO TESTAMENTO, EVANGELIO DE LUCAS, PARTE 4 DE 27BIBLIA CATOLICA, NUEVO TESTAMENTO, EVANGELIO DE LUCAS, PARTE 4 DE 27
BIBLIA CATOLICA, NUEVO TESTAMENTO, EVANGELIO DE LUCAS, PARTE 4 DE 27
sifexol
 
Siete Afirmaciones Y Evidencias Del Libro De Mormon
Siete  Afirmaciones Y  Evidencias  Del  Libro De  MormonSiete  Afirmaciones Y  Evidencias  Del  Libro De  Mormon
Siete Afirmaciones Y Evidencias Del Libro De Mormon
Ruben Gutierrez
 
BIBLIA CATOLICA, NUEVO TESTAMENTO, CARTA A TITO, PARTE 18 DE 27
BIBLIA CATOLICA, NUEVO TESTAMENTO, CARTA A TITO, PARTE 18 DE 27BIBLIA CATOLICA, NUEVO TESTAMENTO, CARTA A TITO, PARTE 18 DE 27
BIBLIA CATOLICA, NUEVO TESTAMENTO, CARTA A TITO, PARTE 18 DE 27
sifexol
 
El mensaje de reconciliacion
El mensaje de reconciliacionEl mensaje de reconciliacion
El mensaje de reconciliacion
Coke Neto
 
BIBLIA CATOLICA, NUEVO TESTAMENTO, PABLO (CARTA A LOS ROMANOS), PARTE 7 DE 27
BIBLIA CATOLICA, NUEVO TESTAMENTO, PABLO (CARTA A LOS ROMANOS), PARTE 7 DE 27BIBLIA CATOLICA, NUEVO TESTAMENTO, PABLO (CARTA A LOS ROMANOS), PARTE 7 DE 27
BIBLIA CATOLICA, NUEVO TESTAMENTO, PABLO (CARTA A LOS ROMANOS), PARTE 7 DE 27
sifexol
 
BIBLIA CATOLICA, NUEVO TESTAMENTO, CARTA A FILEMON, PARTE 14 DE 27
BIBLIA CATOLICA, NUEVO TESTAMENTO, CARTA A FILEMON, PARTE 14 DE 27BIBLIA CATOLICA, NUEVO TESTAMENTO, CARTA A FILEMON, PARTE 14 DE 27
BIBLIA CATOLICA, NUEVO TESTAMENTO, CARTA A FILEMON, PARTE 14 DE 27
sifexol
 
14 gloriarse en la cruz ppt ptr nic garza
14 gloriarse en la cruz ppt ptr nic garza14 gloriarse en la cruz ppt ptr nic garza
14 gloriarse en la cruz ppt ptr nic garza
Pt. Nic Garza
 
Shogren y la profecia cristiana y el canon en el siglo II
Shogren y la profecia cristiana y el canon en el siglo IIShogren y la profecia cristiana y el canon en el siglo II
Shogren y la profecia cristiana y el canon en el siglo II
Paulo Arieu
 
La parusia revisado
La parusia revisadoLa parusia revisado
BIBLIA CATOLICA, NUEVO TESTAMENTO, APOCALIPSIS, PARTE 24 DE 27
BIBLIA CATOLICA, NUEVO TESTAMENTO, APOCALIPSIS, PARTE 24 DE 27BIBLIA CATOLICA, NUEVO TESTAMENTO, APOCALIPSIS, PARTE 24 DE 27
BIBLIA CATOLICA, NUEVO TESTAMENTO, APOCALIPSIS, PARTE 24 DE 27
sifexol
 
Libro complementario | Capítulo 6 | Amadas de Dios | Escuela Sabática
Libro complementario | Capítulo 6 | Amadas de Dios | Escuela SabáticaLibro complementario | Capítulo 6 | Amadas de Dios | Escuela Sabática
Libro complementario | Capítulo 6 | Amadas de Dios | Escuela Sabática
jespadill
 
Padecer por Cristo
Padecer por Cristo Padecer por Cristo
Padecer por Cristo
Rodolfo A. Martinez Ochoa
 
BIBLIA CATOLICA, NUEVO TESTAMENTO, CARTA A LOS GALATAS, PARTE 9 DE 27
BIBLIA CATOLICA, NUEVO TESTAMENTO, CARTA A LOS GALATAS, PARTE 9 DE 27BIBLIA CATOLICA, NUEVO TESTAMENTO, CARTA A LOS GALATAS, PARTE 9 DE 27
BIBLIA CATOLICA, NUEVO TESTAMENTO, CARTA A LOS GALATAS, PARTE 9 DE 27
sifexol
 
Pro Orantibus 2009
Pro Orantibus 2009Pro Orantibus 2009
Pro Orantibus 2009
Nombre Apellidos
 
La Figura Historica Del Apostol Pablo
La Figura Historica Del Apostol PabloLa Figura Historica Del Apostol Pablo
La Figura Historica Del Apostol Pablo
Juan Véjar
 

La actualidad más candente (20)

Libro complementario | Capítulo 8 | Misericordia infinita, Oportunidades limi...
Libro complementario | Capítulo 8 | Misericordia infinita, Oportunidades limi...Libro complementario | Capítulo 8 | Misericordia infinita, Oportunidades limi...
Libro complementario | Capítulo 8 | Misericordia infinita, Oportunidades limi...
 
Falsos profetas, falsa doctrina
Falsos profetas, falsa doctrinaFalsos profetas, falsa doctrina
Falsos profetas, falsa doctrina
 
BIBLIA CATOLICA, NUEVO TESTAMENTO, CARTA A LOS EFESIOS, PARTE 11 DE 27
BIBLIA CATOLICA, NUEVO TESTAMENTO, CARTA A LOS EFESIOS, PARTE 11 DE 27BIBLIA CATOLICA, NUEVO TESTAMENTO, CARTA A LOS EFESIOS, PARTE 11 DE 27
BIBLIA CATOLICA, NUEVO TESTAMENTO, CARTA A LOS EFESIOS, PARTE 11 DE 27
 
En defensa del ministerio
En defensa del ministerioEn defensa del ministerio
En defensa del ministerio
 
Mensaje del papa francisco para la cuaresma
Mensaje del papa francisco para la cuaresmaMensaje del papa francisco para la cuaresma
Mensaje del papa francisco para la cuaresma
 
BIBLIA CATOLICA, NUEVO TESTAMENTO, EVANGELIO DE LUCAS, PARTE 4 DE 27
BIBLIA CATOLICA, NUEVO TESTAMENTO, EVANGELIO DE LUCAS, PARTE 4 DE 27BIBLIA CATOLICA, NUEVO TESTAMENTO, EVANGELIO DE LUCAS, PARTE 4 DE 27
BIBLIA CATOLICA, NUEVO TESTAMENTO, EVANGELIO DE LUCAS, PARTE 4 DE 27
 
Siete Afirmaciones Y Evidencias Del Libro De Mormon
Siete  Afirmaciones Y  Evidencias  Del  Libro De  MormonSiete  Afirmaciones Y  Evidencias  Del  Libro De  Mormon
Siete Afirmaciones Y Evidencias Del Libro De Mormon
 
BIBLIA CATOLICA, NUEVO TESTAMENTO, CARTA A TITO, PARTE 18 DE 27
BIBLIA CATOLICA, NUEVO TESTAMENTO, CARTA A TITO, PARTE 18 DE 27BIBLIA CATOLICA, NUEVO TESTAMENTO, CARTA A TITO, PARTE 18 DE 27
BIBLIA CATOLICA, NUEVO TESTAMENTO, CARTA A TITO, PARTE 18 DE 27
 
El mensaje de reconciliacion
El mensaje de reconciliacionEl mensaje de reconciliacion
El mensaje de reconciliacion
 
BIBLIA CATOLICA, NUEVO TESTAMENTO, PABLO (CARTA A LOS ROMANOS), PARTE 7 DE 27
BIBLIA CATOLICA, NUEVO TESTAMENTO, PABLO (CARTA A LOS ROMANOS), PARTE 7 DE 27BIBLIA CATOLICA, NUEVO TESTAMENTO, PABLO (CARTA A LOS ROMANOS), PARTE 7 DE 27
BIBLIA CATOLICA, NUEVO TESTAMENTO, PABLO (CARTA A LOS ROMANOS), PARTE 7 DE 27
 
BIBLIA CATOLICA, NUEVO TESTAMENTO, CARTA A FILEMON, PARTE 14 DE 27
BIBLIA CATOLICA, NUEVO TESTAMENTO, CARTA A FILEMON, PARTE 14 DE 27BIBLIA CATOLICA, NUEVO TESTAMENTO, CARTA A FILEMON, PARTE 14 DE 27
BIBLIA CATOLICA, NUEVO TESTAMENTO, CARTA A FILEMON, PARTE 14 DE 27
 
14 gloriarse en la cruz ppt ptr nic garza
14 gloriarse en la cruz ppt ptr nic garza14 gloriarse en la cruz ppt ptr nic garza
14 gloriarse en la cruz ppt ptr nic garza
 
Shogren y la profecia cristiana y el canon en el siglo II
Shogren y la profecia cristiana y el canon en el siglo IIShogren y la profecia cristiana y el canon en el siglo II
Shogren y la profecia cristiana y el canon en el siglo II
 
La parusia revisado
La parusia revisadoLa parusia revisado
La parusia revisado
 
BIBLIA CATOLICA, NUEVO TESTAMENTO, APOCALIPSIS, PARTE 24 DE 27
BIBLIA CATOLICA, NUEVO TESTAMENTO, APOCALIPSIS, PARTE 24 DE 27BIBLIA CATOLICA, NUEVO TESTAMENTO, APOCALIPSIS, PARTE 24 DE 27
BIBLIA CATOLICA, NUEVO TESTAMENTO, APOCALIPSIS, PARTE 24 DE 27
 
Libro complementario | Capítulo 6 | Amadas de Dios | Escuela Sabática
Libro complementario | Capítulo 6 | Amadas de Dios | Escuela SabáticaLibro complementario | Capítulo 6 | Amadas de Dios | Escuela Sabática
Libro complementario | Capítulo 6 | Amadas de Dios | Escuela Sabática
 
Padecer por Cristo
Padecer por Cristo Padecer por Cristo
Padecer por Cristo
 
BIBLIA CATOLICA, NUEVO TESTAMENTO, CARTA A LOS GALATAS, PARTE 9 DE 27
BIBLIA CATOLICA, NUEVO TESTAMENTO, CARTA A LOS GALATAS, PARTE 9 DE 27BIBLIA CATOLICA, NUEVO TESTAMENTO, CARTA A LOS GALATAS, PARTE 9 DE 27
BIBLIA CATOLICA, NUEVO TESTAMENTO, CARTA A LOS GALATAS, PARTE 9 DE 27
 
Pro Orantibus 2009
Pro Orantibus 2009Pro Orantibus 2009
Pro Orantibus 2009
 
La Figura Historica Del Apostol Pablo
La Figura Historica Del Apostol PabloLa Figura Historica Del Apostol Pablo
La Figura Historica Del Apostol Pablo
 

Similar a Benedict16.pecado original.en.s.pablo

Romanos 1
Romanos 1Romanos 1
Romanos 1
visionjesusmedia
 
08 el hombre bajo_el_signo_del_pecado
08 el hombre bajo_el_signo_del_pecado08 el hombre bajo_el_signo_del_pecado
08 el hombre bajo_el_signo_del_pecado
Efrain Perez Cervantes
 
Desórdenes en la iglesia
Desórdenes en la iglesiaDesórdenes en la iglesia
Desórdenes en la iglesia
Luis Kun
 
Trabajo antropologia teologica final gracia y pecado
Trabajo antropologia teologica final gracia y pecadoTrabajo antropologia teologica final gracia y pecado
Trabajo antropologia teologica final gracia y pecado
Jaime Gonzalez Muñoz
 
La mente puesta en la carne es enemiga de dios
La mente puesta en la carne es enemiga de diosLa mente puesta en la carne es enemiga de dios
La mente puesta en la carne es enemiga de dios
Luis A Lopez Carvajal
 
Tesis teologia
Tesis teologiaTesis teologia
Tesis teologia
KEVIN URIEPERO
 
Libranos del mal pablo vi
Libranos del mal  pablo viLibranos del mal  pablo vi
Libranos del mal pablo vi
Florecita72
 
El perdon
El perdonEl perdon
Entrevista Con El Diablo
Entrevista Con El DiabloEntrevista Con El Diablo
Entrevista Con El Diablo
Araceli Villanueva
 
EL ORIGEN DEL MAL
EL ORIGEN DEL MAL EL ORIGEN DEL MAL
EL ORIGEN DEL MAL
Isaura Miike
 
El matrimonio, es un sacramento
El matrimonio, es un sacramentoEl matrimonio, es un sacramento
El matrimonio, es un sacramento
Renovacion Carismatica Catolica
 
La Biblia en la vida y la misión de la Iglesia
La Biblia en la vida y la misión de la IglesiaLa Biblia en la vida y la misión de la Iglesia
La Biblia en la vida y la misión de la Iglesia
Maria de la Paz Carbonari
 
Y en el hades alzó sus ojos....
Y en el hades alzó sus ojos....Y en el hades alzó sus ojos....
Y en el hades alzó sus ojos....
Pedagogical University
 
26. historia del pecado
26. historia del pecado26. historia del pecado
26. historia del pecado
David Galarza Fernández
 
Los datos fundamenales de la antropología bíblica
Los datos fundamenales de la antropología bíblicaLos datos fundamenales de la antropología bíblica
Los datos fundamenales de la antropología bíblica
Wílmar Ramos
 
Tratado Soteriologia (redención)
Tratado Soteriologia (redención)Tratado Soteriologia (redención)
Tratado Soteriologia (redención)
clasesteologia
 
Pecado Original, personal y estructural
Pecado Original, personal y estructuralPecado Original, personal y estructural
Pecado Original, personal y estructural
manuelduron
 
7 verdades de salvación
7 verdades de salvación7 verdades de salvación
7 verdades de salvación
Paulo Arieu
 
7 verdades de salvación
7 verdades de salvación7 verdades de salvación
7 verdades de salvación
Paulo Arieu
 
1raunidad.1ro
1raunidad.1ro1raunidad.1ro
1raunidad.1ro
John Casso
 

Similar a Benedict16.pecado original.en.s.pablo (20)

Romanos 1
Romanos 1Romanos 1
Romanos 1
 
08 el hombre bajo_el_signo_del_pecado
08 el hombre bajo_el_signo_del_pecado08 el hombre bajo_el_signo_del_pecado
08 el hombre bajo_el_signo_del_pecado
 
Desórdenes en la iglesia
Desórdenes en la iglesiaDesórdenes en la iglesia
Desórdenes en la iglesia
 
Trabajo antropologia teologica final gracia y pecado
Trabajo antropologia teologica final gracia y pecadoTrabajo antropologia teologica final gracia y pecado
Trabajo antropologia teologica final gracia y pecado
 
La mente puesta en la carne es enemiga de dios
La mente puesta en la carne es enemiga de diosLa mente puesta en la carne es enemiga de dios
La mente puesta en la carne es enemiga de dios
 
Tesis teologia
Tesis teologiaTesis teologia
Tesis teologia
 
Libranos del mal pablo vi
Libranos del mal  pablo viLibranos del mal  pablo vi
Libranos del mal pablo vi
 
El perdon
El perdonEl perdon
El perdon
 
Entrevista Con El Diablo
Entrevista Con El DiabloEntrevista Con El Diablo
Entrevista Con El Diablo
 
EL ORIGEN DEL MAL
EL ORIGEN DEL MAL EL ORIGEN DEL MAL
EL ORIGEN DEL MAL
 
El matrimonio, es un sacramento
El matrimonio, es un sacramentoEl matrimonio, es un sacramento
El matrimonio, es un sacramento
 
La Biblia en la vida y la misión de la Iglesia
La Biblia en la vida y la misión de la IglesiaLa Biblia en la vida y la misión de la Iglesia
La Biblia en la vida y la misión de la Iglesia
 
Y en el hades alzó sus ojos....
Y en el hades alzó sus ojos....Y en el hades alzó sus ojos....
Y en el hades alzó sus ojos....
 
26. historia del pecado
26. historia del pecado26. historia del pecado
26. historia del pecado
 
Los datos fundamenales de la antropología bíblica
Los datos fundamenales de la antropología bíblicaLos datos fundamenales de la antropología bíblica
Los datos fundamenales de la antropología bíblica
 
Tratado Soteriologia (redención)
Tratado Soteriologia (redención)Tratado Soteriologia (redención)
Tratado Soteriologia (redención)
 
Pecado Original, personal y estructural
Pecado Original, personal y estructuralPecado Original, personal y estructural
Pecado Original, personal y estructural
 
7 verdades de salvación
7 verdades de salvación7 verdades de salvación
7 verdades de salvación
 
7 verdades de salvación
7 verdades de salvación7 verdades de salvación
7 verdades de salvación
 
1raunidad.1ro
1raunidad.1ro1raunidad.1ro
1raunidad.1ro
 

Más de emilioperucha

10GradosAmorFOTO - copia.pptx..............
10GradosAmorFOTO - copia.pptx..............10GradosAmorFOTO - copia.pptx..............
10GradosAmorFOTO - copia.pptx..............
emilioperucha
 
10GradosAmorFOTO - copia.pptx..........................
10GradosAmorFOTO - copia.pptx..........................10GradosAmorFOTO - copia.pptx..........................
10GradosAmorFOTO - copia.pptx..........................
emilioperucha
 
Viacruci sde jesús,dictado.a.josefa.menendez.
Viacruci sde jesús,dictado.a.josefa.menendez.Viacruci sde jesús,dictado.a.josefa.menendez.
Viacruci sde jesús,dictado.a.josefa.menendez.
emilioperucha
 
7 dolores.virgen.maría.y5apéndices.octubre.2014
7 dolores.virgen.maría.y5apéndices.octubre.20147 dolores.virgen.maría.y5apéndices.octubre.2014
7 dolores.virgen.maría.y5apéndices.octubre.2014
emilioperucha
 
Santo rosario.rezopersonalizsept2014.1
Santo rosario.rezopersonalizsept2014.1Santo rosario.rezopersonalizsept2014.1
Santo rosario.rezopersonalizsept2014.1
emilioperucha
 
Santo rosario rezo personalizado
Santo rosario rezo personalizadoSanto rosario rezo personalizado
Santo rosario rezo personalizado
emilioperucha
 
Papa.fancisco cuaresmatiempoconversión
Papa.fancisco cuaresmatiempoconversiónPapa.fancisco cuaresmatiempoconversión
Papa.fancisco cuaresmatiempoconversión
emilioperucha
 
Papa.fancisco sacramentos5.unciónenfermos
Papa.fancisco sacramentos5.unciónenfermosPapa.fancisco sacramentos5.unciónenfermos
Papa.fancisco sacramentos5.unciónenfermos
emilioperucha
 
Papa.fancisco sacramentos.4.reconciliación
Papa.fancisco sacramentos.4.reconciliaciónPapa.fancisco sacramentos.4.reconciliación
Papa.fancisco sacramentos.4.reconciliación
emilioperucha
 
Papa.fancisco.sacramento3.cómo vivimos la eucaristía
Papa.fancisco.sacramento3.cómo vivimos la eucaristíaPapa.fancisco.sacramento3.cómo vivimos la eucaristía
Papa.fancisco.sacramento3.cómo vivimos la eucaristía
emilioperucha
 
Papa.fancisco sacramento3.eucaristía
Papa.fancisco sacramento3.eucaristíaPapa.fancisco sacramento3.eucaristía
Papa.fancisco sacramento3.eucaristía
emilioperucha
 
Papa.fancisco sacramentos2.confesion
Papa.fancisco sacramentos2.confesionPapa.fancisco sacramentos2.confesion
Papa.fancisco sacramentos2.confesion
emilioperucha
 
Papa.fancisco audienciageneralsemanaoracionunidadcristianos
Papa.fancisco audienciageneralsemanaoracionunidadcristianosPapa.fancisco audienciageneralsemanaoracionunidadcristianos
Papa.fancisco audienciageneralsemanaoracionunidadcristianos
emilioperucha
 
Papa.fancisco,.sacramentos,1 bautismo2.fruto
Papa.fancisco,.sacramentos,1 bautismo2.frutoPapa.fancisco,.sacramentos,1 bautismo2.fruto
Papa.fancisco,.sacramentos,1 bautismo2.fruto
emilioperucha
 
Papa.francisco.catequesis sacramentos.bautismo
Papa.francisco.catequesis sacramentos.bautismoPapa.francisco.catequesis sacramentos.bautismo
Papa.francisco.catequesis sacramentos.bautismo
emilioperucha
 
Papa.fancisco,¡jesús es dios con nosotros! 
Papa.fancisco,¡jesús es dios con nosotros! Papa.fancisco,¡jesús es dios con nosotros! 
Papa.fancisco,¡jesús es dios con nosotros! 
emilioperucha
 
Papa.fancisco añofe46.resurrección,cristo.y.nuestra.resurrección
Papa.fancisco añofe46.resurrección,cristo.y.nuestra.resurrecciónPapa.fancisco añofe46.resurrección,cristo.y.nuestra.resurrección
Papa.fancisco añofe46.resurrección,cristo.y.nuestra.resurrección
emilioperucha
 
Papa.fancisco añofe47.juiciofinal
Papa.fancisco añofe47.juiciofinalPapa.fancisco añofe47.juiciofinal
Papa.fancisco añofe47.juiciofinal
emilioperucha
 
Benedicto16.papa franciscoaño.fe.0.catequesis2012 13
Benedicto16.papa franciscoaño.fe.0.catequesis2012 13Benedicto16.papa franciscoaño.fe.0.catequesis2012 13
Benedicto16.papa franciscoaño.fe.0.catequesis2012 13
emilioperucha
 
Papa.fancisco añofe45.morir.en.cristo
Papa.fancisco añofe45.morir.en.cristoPapa.fancisco añofe45.morir.en.cristo
Papa.fancisco añofe45.morir.en.cristo
emilioperucha
 

Más de emilioperucha (20)

10GradosAmorFOTO - copia.pptx..............
10GradosAmorFOTO - copia.pptx..............10GradosAmorFOTO - copia.pptx..............
10GradosAmorFOTO - copia.pptx..............
 
10GradosAmorFOTO - copia.pptx..........................
10GradosAmorFOTO - copia.pptx..........................10GradosAmorFOTO - copia.pptx..........................
10GradosAmorFOTO - copia.pptx..........................
 
Viacruci sde jesús,dictado.a.josefa.menendez.
Viacruci sde jesús,dictado.a.josefa.menendez.Viacruci sde jesús,dictado.a.josefa.menendez.
Viacruci sde jesús,dictado.a.josefa.menendez.
 
7 dolores.virgen.maría.y5apéndices.octubre.2014
7 dolores.virgen.maría.y5apéndices.octubre.20147 dolores.virgen.maría.y5apéndices.octubre.2014
7 dolores.virgen.maría.y5apéndices.octubre.2014
 
Santo rosario.rezopersonalizsept2014.1
Santo rosario.rezopersonalizsept2014.1Santo rosario.rezopersonalizsept2014.1
Santo rosario.rezopersonalizsept2014.1
 
Santo rosario rezo personalizado
Santo rosario rezo personalizadoSanto rosario rezo personalizado
Santo rosario rezo personalizado
 
Papa.fancisco cuaresmatiempoconversión
Papa.fancisco cuaresmatiempoconversiónPapa.fancisco cuaresmatiempoconversión
Papa.fancisco cuaresmatiempoconversión
 
Papa.fancisco sacramentos5.unciónenfermos
Papa.fancisco sacramentos5.unciónenfermosPapa.fancisco sacramentos5.unciónenfermos
Papa.fancisco sacramentos5.unciónenfermos
 
Papa.fancisco sacramentos.4.reconciliación
Papa.fancisco sacramentos.4.reconciliaciónPapa.fancisco sacramentos.4.reconciliación
Papa.fancisco sacramentos.4.reconciliación
 
Papa.fancisco.sacramento3.cómo vivimos la eucaristía
Papa.fancisco.sacramento3.cómo vivimos la eucaristíaPapa.fancisco.sacramento3.cómo vivimos la eucaristía
Papa.fancisco.sacramento3.cómo vivimos la eucaristía
 
Papa.fancisco sacramento3.eucaristía
Papa.fancisco sacramento3.eucaristíaPapa.fancisco sacramento3.eucaristía
Papa.fancisco sacramento3.eucaristía
 
Papa.fancisco sacramentos2.confesion
Papa.fancisco sacramentos2.confesionPapa.fancisco sacramentos2.confesion
Papa.fancisco sacramentos2.confesion
 
Papa.fancisco audienciageneralsemanaoracionunidadcristianos
Papa.fancisco audienciageneralsemanaoracionunidadcristianosPapa.fancisco audienciageneralsemanaoracionunidadcristianos
Papa.fancisco audienciageneralsemanaoracionunidadcristianos
 
Papa.fancisco,.sacramentos,1 bautismo2.fruto
Papa.fancisco,.sacramentos,1 bautismo2.frutoPapa.fancisco,.sacramentos,1 bautismo2.fruto
Papa.fancisco,.sacramentos,1 bautismo2.fruto
 
Papa.francisco.catequesis sacramentos.bautismo
Papa.francisco.catequesis sacramentos.bautismoPapa.francisco.catequesis sacramentos.bautismo
Papa.francisco.catequesis sacramentos.bautismo
 
Papa.fancisco,¡jesús es dios con nosotros! 
Papa.fancisco,¡jesús es dios con nosotros! Papa.fancisco,¡jesús es dios con nosotros! 
Papa.fancisco,¡jesús es dios con nosotros! 
 
Papa.fancisco añofe46.resurrección,cristo.y.nuestra.resurrección
Papa.fancisco añofe46.resurrección,cristo.y.nuestra.resurrecciónPapa.fancisco añofe46.resurrección,cristo.y.nuestra.resurrección
Papa.fancisco añofe46.resurrección,cristo.y.nuestra.resurrección
 
Papa.fancisco añofe47.juiciofinal
Papa.fancisco añofe47.juiciofinalPapa.fancisco añofe47.juiciofinal
Papa.fancisco añofe47.juiciofinal
 
Benedicto16.papa franciscoaño.fe.0.catequesis2012 13
Benedicto16.papa franciscoaño.fe.0.catequesis2012 13Benedicto16.papa franciscoaño.fe.0.catequesis2012 13
Benedicto16.papa franciscoaño.fe.0.catequesis2012 13
 
Papa.fancisco añofe45.morir.en.cristo
Papa.fancisco añofe45.morir.en.cristoPapa.fancisco añofe45.morir.en.cristo
Papa.fancisco añofe45.morir.en.cristo
 

Benedict16.pecado original.en.s.pablo

  • 1. BENEDICTO XVI AUDIENCIA GENERAL Miércoles 3 de diciembre de 2008 El pecado original en la enseñanza de san Pablo Nota: El color amarillo, es el texto oficial de la catequesis en esta dirección: http://www.vatican.va/holy_father/benedict_xvi/audiences/2008/documents/hf_benxvi_aud_20081203_sp.html Algunos párrafos se fragmentan para facilitar la lectura y hacer posible la inserción de imágenes; estas, normalmente, hacen referencia a las frases resaltadas con negritas. Si en el texto (color amarillo) del Papa se introdujera frases y numeraciones añadidas, se reconocerían por estar entre corchetes [ ]. Diseño diapositivas, 17 de enero de 20114. Emilio Perucha Herranz.
  • 2. Queridos hermanos y hermanas: En la catequesis de hoy trataremos sobre las relaciones entre Adán y Cristo, delineadas por san Pablo en la conocida página de la carta a los Romanos (Rm 5, 12-21), en la que entrega a la Iglesia las líneas esenciales de la doctrina sobre el pecado original. En verdad, ya en la primera carta a los Corintios, tratando sobre la fe en la resurrección, san Pablo había introducido la confrontación entre el primer padre y Cristo: "Pues del mismo modo que en Adán mueren todos, así también todos revivirán en Cristo. (...) Fue hecho el primer hombre, Adán, alma viviente; el último Adán, espíritu que da vida" (1 Co 15, 22.45). Lucas Cranach d.Ä. -. Paradies (1530, Kunsthistorisches Museum) Cristo saca a Adán y Eva de los infiernos. Fresco ortodoxo griego
  • 3. Con Rm 5, 12-21 la confrontación entre Cristo y Adán se hace más articulada e iluminadora: san Pablo recorre la historia de la salvación desde Adán hasta la Ley y desde esta hasta Cristo. En el centro de la escena no se encuentra Adán, con las consecuencias del pecado sobre la humanidad, sino Jesucristo y la gracia que, mediante él, ha sido derramada abundantemente sobre la humanidad. La repetición del "mucho más" referido a Cristo subraya cómo el don recibido en él sobrepasa con mucho al pecado de Adán y sus consecuencias sobre la humanidad, hasta el punto de que san Pablo puede llegar a la conclusión: "Pero donde abundó el pecado sobreabundó la gracia" (Rm 5, 20). Por tanto, la confrontación que san Pablo traza entre Adán y Cristo pone de manifiesto la inferioridad del primer hombre respecto a la superioridad del segundo. eden-caida-serp Tentaciones de Cristo-Sandro Botticelli-Pared norte-6
  • 4. Por otro lado, para poner de relieve el inconmensurable don de la gracia, en Cristo, san Pablo alude al pecado de Adán: se podría decir que, si no hubiera sido para demostrar la centralidad de la gracia, él no se habría entretenido en hablar del pecado que "a causa de un solo hombre entró en el mundo y, con el pecado, la muerte" (Rm 5, 12). Por eso, si en la fe de la Iglesia ha madurado la conciencia del dogma del pecado original, es porque este está inseparablemente vinculado a otro dogma, el de la salvación y la libertad en Cristo. Como consecuencia, nunca deberíamos tratar sobre el pecado de Adán y de la humanidad separándolos del contexto de la salvación, es decir, sin situarlos en el horizonte de la justificación en Cristo.
  • 5. Pero, como hombres de hoy, debemos preguntarnos: ¿Qué es el pecado original? ¿Qué enseña san Pablo? ¿Qué enseña la Iglesia? ¿Es sostenible también hoy esta doctrina? Muchos piensan que, a la luz de la historia de la evolución, no habría ya lugar para la doctrina de un primer pecado, que después se difundiría en toda la historia de la humanidad. Y, en consecuencia, también la cuestión de la Redención y del Redentor perdería su fundamento. Por tanto: ¿existe el pecado original o no?
  • 6. Para poder responder debemos distinguir dos aspectos de la doctrina sobre el pecado original. Existe un aspecto empírico, es decir, una realidad concreta, visible —yo diría, tangible— para todos; y un aspecto misterioso, que concierne al fundamento ontológico de este hecho. El dato empírico es que existe una contradicción en nuestro ser. Por una parte, todo hombre sabe que debe hacer el bien e íntimamente también lo quiere hacer. Pero, al mismo tiempo, siente otro impulso a hacer lo contrario, a seguir el camino del egoísmo, de la violencia, a hacer sólo lo que le agrada, aun sabiendo que así actúa contra el bien, contra Dios y contra el prójimo. SIMBOLISMO DEL CUADRO (y citas bíblicas relacionadas). Describe el corazón de una persona pagana, que desconoce a Dios, descrito en la Biblia como pecador. Los animales representan los 7 pecados capitales (Marcos 7: 21-32): PAVO REAL, el orgullo (Isaías 14: 9-17;1 Pedro 5:5 3) MACHO CABRIO, inmoralidad, fornicación, excesos sexuales (1 Corintios 3:16) EL CERDO, la embriaguez y glotonería (Proverbios 23:21) LA TORTUGA, la pereza. adivinanza. (Proverbios 21:25,26) EL LEOPARDO, odio, ira y mal genio, llega al asesinato (Salmo 37:8) LA SERPIENTE, mentira (Cantares 8:6. Romanos 5) EL SAPO avaricia, amor al dinero (1 Timoteo 6:10. Mateo 6:19-21) SATANÁS, Padre de mentira (Juan 8:44. Tito 1:2) LA ESTRELLA, la conciencia de cada hombre. Cuando está negra no puede entender la voz de Dios. Cuando esta clara y transparente es cuando tiene comunión con Dios. Cuando está media oscura y media clara el el creyente carnal. OJO DE DIOS. Ve todo lo que pasa en el Corazón. PEQUEÑAS LENGUAS DE FUEGO. El amor de Dios por el pecador. EL ÁNGEL. Representa la Palabra de Dios. LA PALOMA. Es un emblema del Espíritu de Dios. CORAZÓN DEL HOMBRE: TEMPLO DE DIOS O TALLER DE SATANÁS. Más en: http://www.4shared.com/all-images/0WcnjYAI/_online.html?locale=pt-BR y http://institutosbiblicosensenanzasayudas.blogspot.com.es/2012/08/el-corazon-del-hombre.html
  • 7. San Pablo en su carta a los Romanos expresó esta contradicción en nuestro ser con estas palabras: "Querer el bien lo tengo a mi alcance, mas no el realizarlo, puesto que no hago el bien que quiero, sino que obro el mal que no quiero" (Rm 7, 18-19). Esta contradicción interior de nuestro ser no es una teoría. Cada uno de nosotros la experimenta todos los días. Y sobre todo vemos siempre cómo en torno a nosotros prevalece esta segunda voluntad. Basta pensar en las noticias diarias sobre injusticias, violencia, mentira, lujuria. Lo vemos cada día: es un hecho. «Caminad según el Espíritu y no realizaréis los deseos de la carne» (Ga 5, 16). San Pablo nos explica que nuestra vida personal está marcada por un conflicto interior, por una división, entre los impulsos que provienen de la carne y los que proceden del Espíritu; y nosotros no podemos seguirlos todos. Efectivamente, no podemos ser al mismo tiempo egoístas y generosos, seguir la tendencia a dominar sobre los demás y experimentar la alegría del servicio desinteresado. Siempre debemos elegir cuál impulso seguir y sólo lo podemos hacer de modo auténtico con la ayuda del Espíritu de Cristo. HOMILÍA DEL SANTO PADRE BENEDICTO XVI Domingo 27 de mayo de 2012 http://www.vatican.va/holy_father/benedict_xvi/homilies/2012/documents/hf_benxvi_hom_20120527_pentecoste_sp.html
  • 8. Como consecuencia de este poder del mal en nuestra alma, se ha desarrollado en la historia un río sucio, que envenena la geografía de la historia humana. El gran pensador francés Blaise Pascal habló de una "segunda naturaleza", que se superpone a nuestra naturaleza originaria, buena. Esta "segunda naturaleza" nos presenta el mal como algo normal para el hombre. Así también la típica expresión "esto es humano" tiene un doble significado. "Esto es humano" puede querer decir: este hombre es bueno, realmente actúa como debería actuar un hombre. Pero "esto es humano" puede también querer decir algo falso: el mal es normal, es humano. De la carta de la Iglesia de Esmirna sobre el martirio de san Policarpo (Cap. 13, 2-15, 2: Funk 1, 297-299) … Los verdugos querían atarle, pero él les dijo: "Permitidme morir así. Aquél que me da su gracia para soportar el fuego me la dará también para soportarlo inmóvil". Los verdugos se contentaron pues, con atarle las manos a la espalda. Alzando los ojos al cielo, Policarpo hizo la siguiente oración: … No bien había acabado de decir la última palabra, cuando la hoguera fue encendida. "Pero he aquí que entonces aconteció un milagro ante nosotros, que fuimos preservados para dar testimonio de ello escriben los autores de esta carta-: las llamas, encorvándose como las velas de un navío empujadas por el viento, rodearon suavemente el cuerpo del mártir, que entre ellas parecía no tanto un cuerpo devorado por el fuego, cuanto un pan o un metal precioso en el horno; y un olor como de incienso perfumó el ambiente". Los verdugos, recibieron la orden de atravesar a Policarpo con una lanza; al hacerlo, brotó de su cuerpo una paloma y tal cantidad de sangre, que la hoguera se apagó. Más en: http://www.corazones.org/santos/policarpo.htm Conclusión: De la “segunda naturaleza” no hay huella en Policarpo; si, en cambio, tenía fe, al menos, como un grano de mostaza: Os aseguro que, si fuera vuestra fe como un grano de mostaza, le diríais a aquella montaña que viniera aquí, y vendría. Nada os sería imposible (Mateo 17, 20). Es lo más que podían hacer, Dios y Policarpo sin violentar la libertad de los perseguidores.
  • 9. El mal parece haberse convertido en una segunda naturaleza. Esta contradicción del ser humano, de nuestra historia, debe provocar, y provoca también hoy, el deseo de redención. En realidad, el deseo de que el mundo cambie y la promesa de que se creará un mundo de justicia, de paz y de bien, está presente en todas partes: por ejemplo, en la política todos hablan de la necesidad de cambiar el mundo, de crear un mundo más justo. Y precisamente esto es expresión del deseo de que haya una liberación de la contradicción que experimentamos en nosotros mismos. EL CORAZÓN ARREPENTIDO http://www.4shared.com/allimages/0WcnjYAI/_online.html?locale=pt-BR
  • 10. Por tanto, el hecho del poder del mal en el corazón humano y en la historia humana es innegable. La cuestión es: ¿Cómo se explica este mal? En la historia del pensamiento, prescindiendo de la fe cristiana, existe un modelo principal de explicación, con algunas variaciones. Este modelo dice: el ser mismo es contradictorio, lleva en sí tanto el bien como el mal. En la antigüedad esta idea implicaba la opinión de que existían dos principios igualmente originarios: un principio bueno y un principio malo. Este dualismo sería insuperable: los dos principios están al mismo nivel, y por ello existirá siempre, desde el origen del ser, esta contradicción. Así pues, la contradicción de nuestro ser reflejaría sólo la contrariedad de los dos principios divinos, por decirlo así. El yin y yang son dos conceptos del taoísmo, que exponen la dualidad de todo lo existente en el universo. Describe las dos fuerzas fundamentales opuestas y complementarias, que se encuentran en todas las cosas. El yin es el principio femenino, la tierra, la oscuridad, la pasividad y la absorción. El yang es el principio masculino, el cielo, la luz, la actividad y la penetración.1 Según esta idea, cada ser, objeto o pensamiento posee un complemento del que depende para su existencia y que a su vez existe dentro de él mismo. De esto se deduce que nada existe en estado puro ni tampoco en absoluta quietud, sino en una continua transformación Más: http://es.wikipedia.org/wiki/Yin_y_yang
  • 11. En la versión evolucionista, atea, del mundo vuelve de un modo nuevo esa misma visión. Aunque, en esa concepción, la visión del ser es monista, se supone que el ser como tal desde el principio lleva en sí el bien y el mal. El ser mismo no es simplemente bueno, sino abierto al bien y al mal. El mal es tan originario como el bien. Y la historia humana desarrollaría solamente el modelo ya presente en toda la evolución precedente. Lo que los cristianos llaman pecado original sólo sería en realidad el carácter mixto del ser, una mezcla de bien y de mal que, según esta teoría, pertenecería a la naturaleza misma del ser. … En el Nuevo Testamento, el diablo o satanás (frecuentemente singular colectivo, por los ángeles rebeldes en general) es el jefe de los ángeles rebeldes que fomentan el mal y la perdición (Ap 9, 11; 12, 7-9). El término en singular (ho diabolos) es empleado 39 veces en este sentido técnico de enemigo de Dios y de sus fieles; en plural es empleado en tres casos como atributivo 'acusador' (1 Tim 3, 11; 2 Tim 3, 3; Ju 2, 3)… Más en: http://www.teologoresponde.com.ar/respuesta.asp?id=362 El Diablo cubre de pústulas a Job ( de William Blake). http://es.wikipedia.org/wiki/Libro_de_Job
  • 12. En el fondo, es una visión desesperada: si es así, el mal es invencible. Al final sólo cuenta el propio interés. Y todo progreso habría que pagarlo necesariamente con un río de mal, y quien quisiera servir al progreso debería aceptar pagar este precio. La política, en el fondo, está planteada sobre estas premisas, y vemos sus efectos. Este pensamiento moderno, al final, sólo puede crear tristeza y cinismo. Pues si, después de haberse alejado de los abusos del mundo por el conocimiento de nuestros Señor y Salvador Jesucristo, vuelven a implicarse en ellos hasta verse dominados, entonces su situación última es peor que la primera (2 Pedro 2, 20). Imagen: http://www.4shared.com/all-images/0WcnjYAI/_online.html?locale=pt-BR
  • 13. Así, preguntamos de nuevo: ¿Qué dice la fe, atestiguada por san Pablo? Como primer punto, la fe confirma el hecho de la competición entre ambas naturalezas, el hecho de este mal cuya sombra pesa sobre toda la creación. Hemos escuchado el capítulo 7 de la carta a los Romanos, pero podríamos añadir el capítulo 8. El mal existe, sencillamente. Como explicación, en contraste con los dualismos y los monismos que hemos considerado brevemente y que nos han parecido desoladores, la fe nos dice: existen dos misterios de luz y un misterio de noche, que sin embargo está rodeado por los misterios de luz.
  • 14. El primer misterio de luz es este: la fe nos dice que no hay dos principios, uno bueno y uno malo, sino que hay un solo principio, el Dios creador, y este principio es bueno, sólo bueno, sin sombra de mal. Por eso, tampoco el ser es una mezcla de bien y de mal; el ser como tal es bueno y por eso es un bien existir, es un bien vivir. Este es el gozoso anuncio de la fe: sólo hay una fuente buena, el Creador. Así pues, vivir es un bien; ser hombre, mujer, es algo bueno; la vida es un bien. «El que me ama guardará a mi palabra, y mi Padre lo amará, y vendremos a él y haremos morada en él (Juan 14, 23). Imagen: http://www.4shared.com/all-images/0WcnjYAI/_online.html?locale=pt-BR
  • 15. Después sigue un misterio de oscuridad, de noche. El mal no viene de la fuente del ser mismo, no es igualmente originario. El mal viene de una libertad creada, de una libertad que abusa. ¿Cómo ha sido posible, cómo ha sucedido? Esto permanece oscuro. El mal no es lógico. Sólo Dios y el bien son lógicos, son luz. El mal permanece misterioso. Se lo representa con grandes imágenes, como lo hace el capítulo 3 del Génesis, con la visión de los dos árboles, de la serpiente, del hombre pecador. Una gran imagen que nos hace adivinar, pero que no puede explicar lo que es en sí mismo ilógico. Podemos adivinar, no explicar; ni siquiera podemos narrarlo como un hecho junto a otro, porque es una realidad más profunda. Sigue siendo un misterio de oscuridad, de noche. Génesis 3, 3-6
  • 16. Pero se le añade inmediatamente un misterio de luz. El mal viene de una fuente subordinada. Dios con su luz es más fuerte. Por eso, el mal puede ser superado. Por eso la criatura, el hombre, es curable. Las visiones dualistas, incluido el monismo del evolucionismo, no pueden decir que el hombre es curable; pero si el mal procede sólo de una fuente subordinada, es cierto que el hombre puede curarse. Y el libro de la Sabiduría dice: "Las criaturas del mundo son saludables" (Sb 1, 14). III. El concepto contemporáneo de salud Probablemente Perkins19 se inspiró en los conceptos de Cl. Bernard al definir, en 1938, la salud. como “un estado de relativo equilibrio de la forma y función corporal, que resulta del ajuste dinámico del organismo ante las fuerzas que tienden a alterarlo. Y añadía, “no es, pues, el resultado de la interrelación pasiva entre las sustancias del organismo y los factores que pretenden romper la armonía con el medio externo, sino la respuesta activa de las fuerzas corporales que funcionan para establecer los ajustes para preservar la vida”. http://bvs.insp.mx/rsp/articulos/articulo.php?id=000274 Diccionario de la lengua española (RAE) saludable. 1. adj. Que sirve para conservar o restablecer la salud corporal.
  • 17. Y finalmente, como último punto, el hombre no sólo se puede curar, de hecho está curado. Dios ha introducido la curación. Ha entrado personalmente en la historia. A la permanente fuente del mal ha opuesto una fuente de puro bien. Cristo crucificado y resucitado, nuevo Adán, opone al río sucio del mal un río de luz. Y este río está presente en la historia: son los santos, los grandes santos, pero también los santos humildes, los simples fieles. El río de luz que procede de Cristo está presente, es poderoso. Imagen. Cristiano en paz, curado, redimido por el sacrificio de Cristo: Gál 6,14, Más: http://www.4shared.com/all-images/0WcnjYAI/_online.html?locale=pt-BR
  • 18. Hermanos y hermanas, es tiempo de Adviento. En el lenguaje de la Iglesia la palabra Adviento tiene dos significados: presencia y espera. Presencia: la luz está presente, Cristo es el nuevo Adán, está con nosotros y en medio de nosotros. Ya brilla la luz y debemos abrir los ojos del corazón para verla, para introducirnos en el río de la luz. Sobre todo, debemos agradecer el hecho de que Dios mismo ha entrado en la historia como nueva fuente de bien.
  • 19. Pero Adviento quiere decir también espera. La noche oscura del mal es aún fuerte. Por ello rezamos en Adviento con el antiguo pueblo de Dios: "Rorate caeli desuper". Y oramos con insistencia: Ven Jesús; ven, da fuerza a la luz y al bien; ven a donde domina la mentira, la ignorancia de Dios, la violencia, la injusticia; ven, Señor Jesús, da fuerza al bien en el mundo y ayúdanos a ser portadores de tu luz, agentes de paz, testigos de la verdad. ¡Ven, Señor Jesús!
  • 20. Saludos Saludo cordialmente a los fieles de lengua española aquí presentes. En particular, a los peregrinos y grupos venidos de Chile, España, México, Panamá, Venezuela y otros países latinoamericanos. Siguiendo la enseñanza de san Pablo, os animo a que, reconociendo con gozo vuestra dignidad de hijos de Dios, viváis con fidelidad vuestros compromisos bautismales. Que Dios os bendiga. «Si el Bautismo es una verdadera entrada en la santidad de Dios por medio de la inserción en Cristo y la inhabitación de su Espíritu, sería un contrasentido contentarse con una vida mediocre, vivida según una ética minimalista y una religiosidad superficial» (Juan Pablo II, Novo millennio ineunte, 31). Hay un testimonio, queridos hermanos, no fácil, que consiste en la fidelidad cotidiana de las virtudes, ante Dios (religión, fe) y ante el prójimo (justicia, amor, paciencia, delicadeza) (cf. 1 Tm 6, 11). Homilía de D. Jesús Catalá Ibáñez Obispo de Málaga Santa Misa con motivo del 40 aniversario de los Colegios "Attendis“ S.I. Catedral de la Virgen de la Encarnación, Málaga Domingo 29 de septiembre de 2013