SlideShare una empresa de Scribd logo
 
 
 
 
 
BURKAS
Las mujeres viajan en los maleteros de los taxis
 
Las mujeres afganas tienen la prohibición de: pasear solas por la calle, trabajar, estudiar e incluso recibir asistencia médica salvo en hospitales destartalados sin agua, ni electricidad, ni quirófano al que sólo se va a morir. Sólo los médicos varones tienen derecho a ejercer en los hospitales, pero no tienen derecho ni a atender ni a operar a una mujer.
 
 
 
Identificación   de una mujer .
 
 
 
Ropa   hospitalaria
Cuando una mujer está embarazada, los afganos dicen que está enferma. El 97% de las mujeres afganas dan a luz en sus casas porque tienen prohibido acudir a médicos varones. La maternidad Malalai está rodeada de un muro de cemento construido por los talibanes, con dos ventanucos diminutos. Del otro lado acampan los hombres que esperan a las mujeres internadas. Hablan con sus esposas a través de los ventanucos.
Nacer con burka.
 
 
¿MUJER O BASURA?
 
 
 
El adulterio está penado con la lapidación. La mujer es metida en el suelo en un agujero y tapada con tierra hasta el pecho. A continuación los “hombres” le arrojan piedras hasta matarla. Las piedras no deben ser ni tan grandes como para causarle la muerte rápida, ni tan pequeñas que no se puedan considerar “piedras”
LAPIDACIÓN
Dibujo realizado por un niño afgano.
NO HAY DERECHO!!!

Más contenido relacionado

Más de Maria José Valdivieso

Acerca del-amor
Acerca del-amorAcerca del-amor
Acerca del-amor
Maria José Valdivieso
 
Con el-corazon
Con el-corazonCon el-corazon
Con el-corazon
Maria José Valdivieso
 
Cuando los-padres-envejecen
Cuando los-padres-envejecenCuando los-padres-envejecen
Cuando los-padres-envejecen
Maria José Valdivieso
 
El regalo-de-la-vida
El regalo-de-la-vidaEl regalo-de-la-vida
El regalo-de-la-vida
Maria José Valdivieso
 
Madre teresa de_calcuta-2147
Madre teresa de_calcuta-2147Madre teresa de_calcuta-2147
Madre teresa de_calcuta-2147
Maria José Valdivieso
 
Sindrome de-down
Sindrome de-downSindrome de-down
Sindrome de-down
Maria José Valdivieso
 
Sonata claro-de-luna-1865
Sonata claro-de-luna-1865Sonata claro-de-luna-1865
Sonata claro-de-luna-1865
Maria José Valdivieso
 

Más de Maria José Valdivieso (7)

Acerca del-amor
Acerca del-amorAcerca del-amor
Acerca del-amor
 
Con el-corazon
Con el-corazonCon el-corazon
Con el-corazon
 
Cuando los-padres-envejecen
Cuando los-padres-envejecenCuando los-padres-envejecen
Cuando los-padres-envejecen
 
El regalo-de-la-vida
El regalo-de-la-vidaEl regalo-de-la-vida
El regalo-de-la-vida
 
Madre teresa de_calcuta-2147
Madre teresa de_calcuta-2147Madre teresa de_calcuta-2147
Madre teresa de_calcuta-2147
 
Sindrome de-down
Sindrome de-downSindrome de-down
Sindrome de-down
 
Sonata claro-de-luna-1865
Sonata claro-de-luna-1865Sonata claro-de-luna-1865
Sonata claro-de-luna-1865
 

Burka

  • 1.  
  • 2.  
  • 3.  
  • 4.  
  • 5.  
  • 7. Las mujeres viajan en los maleteros de los taxis
  • 8.  
  • 9. Las mujeres afganas tienen la prohibición de: pasear solas por la calle, trabajar, estudiar e incluso recibir asistencia médica salvo en hospitales destartalados sin agua, ni electricidad, ni quirófano al que sólo se va a morir. Sólo los médicos varones tienen derecho a ejercer en los hospitales, pero no tienen derecho ni a atender ni a operar a una mujer.
  • 10.  
  • 11.  
  • 12.  
  • 13. Identificación de una mujer .
  • 14.  
  • 15.  
  • 16.  
  • 17. Ropa hospitalaria
  • 18. Cuando una mujer está embarazada, los afganos dicen que está enferma. El 97% de las mujeres afganas dan a luz en sus casas porque tienen prohibido acudir a médicos varones. La maternidad Malalai está rodeada de un muro de cemento construido por los talibanes, con dos ventanucos diminutos. Del otro lado acampan los hombres que esperan a las mujeres internadas. Hablan con sus esposas a través de los ventanucos.
  • 20.  
  • 21.  
  • 23.  
  • 24.  
  • 25.  
  • 26. El adulterio está penado con la lapidación. La mujer es metida en el suelo en un agujero y tapada con tierra hasta el pecho. A continuación los “hombres” le arrojan piedras hasta matarla. Las piedras no deben ser ni tan grandes como para causarle la muerte rápida, ni tan pequeñas que no se puedan considerar “piedras”
  • 28. Dibujo realizado por un niño afgano.