SlideShare una empresa de Scribd logo
BREVE INTRODUCCIÓN
Más que una novena, que una devoción, proponemos un diálogo profundo con los textos
de San Juan Eudes, como el Padre el Doctor y el Apóstol del culto litúrgico al Sagrado Corazón de
Jesús y María. Se trata de un Santo de la Iglesia, el cual no es pertenencia de una familia
espiritual específica, sino que su pensamiento espiritual sigue en vigencia para aquellos que
desean ser formadores-evangelizadores en la pedagogía, el camino y los valores del Amor de
Dios, manifestado en el Corazón de Cristo. Una espiritualidad que parte de lo más real, e histórico
que tenemos como lo es el Corazón humano, válido para todas las culturas, y del que no sólo han
escritos grandes fundadores, fundadoras, sino que hasta la misma ciencia médica, la psicología,
han hecho grandes tratados sobre este importantísimo órgano elemental en la vida de todos los
seres humanos.
San Juan Eudes se fundamenta en hermosos textos de la Sagrada Escritura, de los que
vale la pena entrar en conexión y diálogo con el mismo texto Bíblico, para que así nuestro
Corazón se encuentre con aquel Corazón que nos lleva todos los días, a continuarlo y completarlo
en la Venezuela compleja que cada ser humano vive. Es por ello que proponemos reflexionar un
Valor para cada día, el cual debe ser trabajado desde la pedagogía del Evangelio, con aportes
personales y comunitarios.
Un anhelo que parte de nuestra propia experiencia y único voto hecho en el santo
Bautismo: adhesión plena a Cristo, continuando con nuestras vidas la completación de la vida y
obra de Jesús de Nazaret, que no llama a una opción preferencial: ser sus discípulos y
misioneros del AMOR y de la misericordia en la sociedad Venezolana del siglo XXI. A la vez
extendemos nuestra alegría Eudista a través de una carta reciente de su santidad Benedicto XVI
al superior General de los Eudistas, la cual queremos compartirla con nuestros hermanos en la fe.
Desde nuestra obra misionera (Temblador Estado Monagas) al Oriente del país, queremos
lanzar esta humilde y sencilla propuesta, que sale del encuentro, la lectura, la meditación de los
mismos textos de San Juan Eudes. En estos 338 de haber celebrado por primera vez la Fiesta al
Corazón de Jesús queremos dedicar este trabajo al corazón humano de tantos jóvenes,
sacerdotes eudistas, misioneros, asociados eudistas, amigos, (as) formandos, seminaristas,
religiosos, religiosas. Y en especial a nuestra gente que viven en las barriadas caraqueñas, a mis
hermanos los campesinos de Venezuela.
Esquema a seguir:
1. Tiempo 15 min. Aproximadamente
2. Tema propuesto y valor.
3. Breve motivación
4. Lectura del Texto Bíblico
5. Breve Reflexión
6. Oración de entrega.
7. Saludo al Corazón de Jesús y María durante los 9 días.
1
“San Juan Eudes, Movido por la lúcida conciencia de la gran necesidad de ayuda espiritual
que experimentaban las almas precisamente a causa de la incapacidad de gran parte del clero, el
santo, instituyó una congregación dedicada de manera específica a la formación de los
sacerdotes. En la ciudad universitaria de Caen, fundó el primer seminario, experiencia sumamente
apreciada, que muy pronto se amplió a otras diócesis. El camino de santidad, que él recorrió y
propuso a sus discípulos, tenía como fundamento una sólida confianza en el amor que Dios reveló
a la humanidad en el Corazón sacerdotal de Cristo y en el Corazón maternal de María. En aquel
tiempo de crueldad, de pérdida de interioridad, se dirigió al corazón para dejar en el corazón una
palabra de los salmos muy bien interpretada por san Agustín. Quería recordar a las personas, a
los hombres, y sobre todo a los futuros sacerdotes, el corazón, mostrando el Corazón sacerdotal
de Cristo y el Corazón maternal de María. El sacerdote debe ser testigo y apóstol de este amor del
Corazón de Cristo y de María.”
BENEDICTO XVI: LA SENDA DE JUAN EUDES PARA PENETRAR EN EL ABISMO DE AMOR.
Intervención durante la audiencia general CASTEL GANDOLFO, miércoles 19 de agosto de
2009
CFR. ZENIT.org. http://www.eudistes.org/
2
Nueve días en Adoración, Gracia, perdón y entrega al Corazón de Jesús y María. Según
la pedagogía en San Juan Eudes.
 Día primero:
Tema: “El Corazón de Jesús y María modelo de amor y misericordia para el cristiano de
hoy”
Valor: Unidad
• ¿Qué es el Corazón de Jesús según San Juan Eudes?
En nuestro Salvador adoramos tres corazones que forman un solo Corazón por la estrecha unión
que tiene entre sí. El primero es su Corazón Divino, amor increado, que es Dios mismo, amor que
Él tiene, desde la eternidad en el ceno adorable de su Padre. El segundo es el Corazón espiritual
de Jesús, su cuerpo santo, en la que el Espíritu Santo, vive y reina. Tesoro infinito de la ciencia y
la sabiduría de Dios. El tercer Corazón de Jesús es el corporal, unido maravillosamente al verbo
encarnado, formado con Espíritu Santo y la sangre virginal de la madre de amor. Este Corazón
nos pertenece: nos lo han dado el Padre eterno, el Espíritu Santo, María y el mismo Jesús para
que sea el refugio de nuestras necesidades, dudas y dificultades. Es nuestro tesoro1
.
• Motivación:
En medio de tanto egoísmo e individualismo que va dañando nuestra humanidad, nuestro Dios
quiere que nos entreguemos a los demás para que mantengamos fortalecida la estrecha relación
que ha hecho entre nuestro corazón y el de Su Padre.
• Lectura bíblica: (Jn. 14, 23-31)
Jesús le respondió: "Si alguno me ama, guardará mi Palabra, y mi Padre le amará, y vendremos a
él, y haremos morada en él. El que no me ama no guarda mis palabras. Y la palabra que
escucháis no es mía, sino del Padre que me ha enviado. Os he dicho estas cosas estando entre
vosotros. Pero el Paráclito, el Espíritu Santo, que el Padre enviará en mi nombre, os lo enseñará
todo y os recordará todo lo que yo os he dicho. Os dejo la paz, mi paz os doy; no os la doy como
la da el mundo. No se turbe vuestro corazón ni se acobarde. Habéis oído que os he dicho: "Me
voy y volveré a vosotros."Si me amarais, os alegraríais de que me fuera al Padre, porque el Padre
es más grande que yo. Y os lo digo ahora, antes de que suceda, para que cuando suceda creáis.
Ya no hablaré muchas cosas con vosotros, porque llega el Príncipe de este mundo. En mí no tiene
ningún poder; pero ha de saber el mundo que amo al Padre y que obro según el Padre me ha
ordenado. Levantaos. Vámonos de aquí."
• Breve reflexión:
Hacer nuestras acciones cotidianas con el fin de construir una parte del gran proyecto cristiano es
por lo que debemos esforzarnos, pues, si en verdad nos hacemos llamar seguidores de Cristo,
tendremos que dedicarnos a hacer lo que hacemos comúnmente, pero sabiendo que contamos
con la ayuda del amor que Jesús nos regala en su Corazón. De tal modo, hay una relación de
amor entre Jesús y nosotros lo cual nos hace une de tres modos; con el “Corazón Divino” que el
mismo Dios se ha dignado en obsequiarnos, con el “Corazón espiritual” que nos da la vida en
libertad y el con el “Corazón corporal” con el que nos hacemos verdaderos humanos. Revisemos
por un momento nuestro corazón y preguntémonos: ¿En realidad estoy correspondiendo al amor
que Jesús me brinda con su Corazón? ¿Se me dificultad realizar actividades en equipo? ¿Mis
relaciones con los demás son signo de unidad?
• Oración de entrega:
1
Leccionario Propio de la Liturgia de las Horas, Nº 43, pág. 120.
3
Señor, tú nos enseñas con dulzura y paciencia según nuestra vocación, a ser un solo cuerpo y un
solo espíritu. Nos comprometemos juntos a trabajar por la reconciliación, la paz y la justicia y
juntos te imploramos; ayúdanos a vivir como discípulos tuyos, para vencer el egoísmo y la
arrogancia, el odio y la violencia; concédenos la fuerza de perdonar. Haz de nosotros latidos de tu
corazón, para que en nuestros hogares y comunidades, en nuestras parroquias y en nuestro país
resuene cada vez más, el eco de la paz, que tu largamente deseas concedernos. Amén.
• Saludo al Corazón de Jesús y María
 Día segundo
Tema: “El sacerdote, servidor fiel, según el Corazón de Dios”.
Valor: Fidelidad
• “El sacerdote Pastor según el Corazón de Dios”
"El Sacerdote es Jesucristo que vive y camina sobre la tierra. Porque ocupa su lugar, representa
su persona, obra en su nombre y se halla revestido de su autoridad. Como me envió mi Padre, así
los envío yo, dice el Señor (Jn 20, 21). Es decir: "Los envío para desterrar las tinieblas del pecado
que cubren la tierra, y para iluminar al mundo con la luz celestial. Los envío para destruir la tiranía
del pecado y establecer el reino de Dios. Los envío para continuar en la tierra la vida que yo llevé
y las obras que realicé. Los envío para continuar mi oficio de mediador entre Dios y los hombres,
de juez y de salvador".
En esta obra nuestro Señor Jesús ha empleado todos los instantes de su vida terrena, sus
pensamientos, palabras y acciones, sus trabajos, su sangre y su vida. Por eso los sacerdotes y
particularmente los pastores deben entregar a esta obra su corazón, su espíritu, sus
pensamientos y afectos, todo su tiempo, todas sus fuerzas y mil vidas si las tuvieran, para poder
decir con san Pablo: Me consumiré yo mismo todo entero por el bien de vuestras almas (2Co
12,15), porque si por su negligencia llegara a perderse uno de sus hermanos, todas las heridas de
Jesucristo y la sangre por Él derramada para salvarlo clamarían contra ellos en el día del juicio: Y
a ti te pediré cuenta de su sangre (Ez 3,18).
De manera que un sacerdote es Cristo que vive y camina sobre la tierra. De ahí que nuestra vida y
costumbres deban ser una imagen viva y perfecta o mejor dicho una continuación de la vida y
costumbres de Jesucristo.
Esto nos obliga a cuidar cuidadosamente lo que Cristo ensenó y realizó, las virtudes que practicó,
su manera de vivir y de actuar, y el horror que tuvo al pecado, para continuarlos y expresarlos en
toda nuestra vida".
• Motivación:
Durante estos tiempos de crisis clerical, en donde la Iglesia ha tenido que cargar con pecados de
infidelidad, pederastia y abusos sexuales, es menester volver nuevamente a la vida de Jesús,
pues, Él nos pide hoy que le seamos fieles a su llamado. Pidamos por todos los sacerdotes del
mundo para que Dios les colme sus corazones de fidelidad y amor.
• Fundamento Bíblico: (Jn. 10, 1-10)
"En verdad, en verdad os digo: el que no entra por la puerta en el redil de las ovejas, sino que
escala por otro lado, ése es un ladrón y un salteador; pero el que entra por la puerta es pastor de
las ovejas. A éste le abre el portero, y las ovejas escuchan su voz; y a sus ovejas las llama una
por una y las saca fuera.
Cuando ha sacado todas las suyas, va delante de ellas, y las ovejas le siguen, porque conocen su
voz. Pero no seguirán a un extraño, sino que huirán de él, porque no conocen la voz de los
extraños." Jesús les dijo esta parábola, pero ellos no comprendieron lo que les hablaba. Entonces
Jesús les dijo de nuevo: "En verdad, en verdad os digo: yo soy la puerta de las ovejas.
4
Todos los que han venido delante de mí son ladrones y salteadores; pero las ovejas no les
escucharon. Yo soy la puerta; si uno entra por mí, estará a salvo; entrará y saldrá y encontrará
pasto. El ladrón no viene más que a robar, matar y destruir. Yo he venido para que tengan vida y
la tengan en abundancia.
• Breve reflexión:
Para comprender nuestro papel de cristianos se hace necesario conocer quién es un “Sacerdote”
o “Pastor”, y Juan Eudes claramente nos ilumina diciéndonos que es otro Cristo en la tierra, por
ello, se esmera en hacer la Voluntad del Padre y apacentar su rebaño. En este sentido, Alonso
Schöcker en uno de los comentarios a la Biblia el Peregrino afirma que: “Tanto la Iglesia primitiva
como la nuestra de hoy sabe que su existencia y su razón de ser están ligadas a la fidelidad a la
misión de Jesús: hacer presente la novedad absoluta del reinado de Dios, que desde Jesús no se
define tanto por la ortodoxia como por la praxis de liberación de los pobres y desheredados de
este mundo. Por tanto, para que los pastores puedan guiar sus ovejas por el redil, se necesita de
parte nuestra la fidelidad a la misión de Jesús, que conste de testimonio y rectitud de corazón.
El buen pastor está dispuesto al sacrificio, conoce íntimamente a sus ovejas y se sacrifica por
ellas, no permitamos que los ladrones y salteadores destruyan lo que Jesús quiso que viviéramos.
• Oración de entrega:
Adoramos a Jesús, servidor fiel y predilecto del Padre, consagrado por su Espíritu para llevar a los
pobres el Evangelio de la Salvación. Agradezcámosle por haber amado a los suyos hasta el
extremo, tomando sobre sí sus sufrimientos y sus pecados. Pidámosle perdón por nuestra falta de
sensibilidad ante el dolor y la miseria ajenos y por nuestra poca generosidad para servir a los
demás. Renunciemos a nuestro egoísmo y démonos a él para que nos ayude a vivir nuestra
consagración a la obra de salvación del mundo.
• Saludo al Corazón de Jesús y María
 Día tercero
Tema: “El Corazón de Jesús y María fuente de los Derechos Humanos”
Valor: Solidaridad
“El Corazón de Jesús nos ama con amor eterno e inmenso”
El divino Corazón de nuestro Salvador reboza de amor eterno por nosotros. Dos elementos
forman la eternidad: el primero es que no tiene ni comienzo ni fin; el segundo, que encierra en sí
los tiempos pasados, presentes y futuros, los años, meses, semanas , días, horas y momentos, en
forma estable y permanente porque están unidos entre sí como en un punto indivisible. En eso
difiere del tiempo pues éste pasa incesantemente; de suerte que, cuando un momento llega, el
otro se desliza y se pierde. Y no pueden verse dos momentos de tiempo juntos. Pero en la
eternidad todo es permanente y lo que es eterno permanece siempre con la misma consistencia.
El amor eterno del Corazón de Jesús por nosotros comprende así dos cosas: la primera que ese
Corazón incomparable nos ha amado desde toda la eternidad antes de que existiéramos, antes de
que lo conociéramos y amáramos, y ello a pesar de ver las ofensas que íbamos a cometer contra
él, presentes ante él como lo son ahora. La segunda es que en cada momento nos ama con todo
el amor con que nos ha amado y nos amará en todos los instantes que puedan imaginarse en
toda la eternidad. De donde ya podernos deducir la diferencia entre el amor de Dios y el nuestro.
Porque nuestro amor es una acción pasajera, no así el de Dios, pues el amor que ha desplegado
por nosotros desde hace cien mil años está todavía en su Corazón con el que ejercerá dentro de
cien mil años. Porque la eternidad hace que en Dios no haya ni pasado ni futuro sino que todo
esté presente; Dios nos ama en estos momentos con el mismo amor con que nos ha amado
desde toda la eternidad y con el que nos amará por toda la eternidad.
5
De haber vivido desde toda eternidad yo hubiera debido amarte, Dios mío, con amor eterno, no sé
si he empezado siquiera a amarte como debo. Pero al menos quiero comenzar ahora, Salvador
mío, a amarte tanto como tú quieres que te ame. Me doy a ti, Dios de mi corazón, para unirme al
amor con el que me amas desde toda eternidad para amarte en ese mismo amor. Me doy también
a ti para unirme al amor con que tu Padre te ama y al amor con que amas a tu Padre antes de
todos los siglos, para amar al Padre y al Hijo con amor eterno.
Jaculatoria: ¡Tarde te he amado, bondad tan antigua y tan nueva, tarde te he amado!2
• Fundamentación Bíblica (Jn. 6, 1-14)
Después de esto, se fue Jesús a la otra ribera del mar de Galilea, el de Tiberíades, y mucha gente
le seguía porque veían los signos que realizaba en los enfermos. Subió Jesús al monte y se sentó
allí en compañía de sus discípulos. Estaba próxima la Pascua, la fiesta de los judíos.
Al levantar Jesús los ojos y ver que venía hacia él mucha gente, dice a Felipe: "¿Dónde nos
procuraremos panes para que coman éstos?"
Se lo decía para probarle, porque él sabía lo que iba a hacer.
Felipe le contestó: "Doscientos denarios de pan no bastan para que cada uno tome un poco." Le
dice uno de sus discípulos, Andrés, el hermano de Simón Pedro:
"Aquí hay un muchacho que tiene cinco panes de cebada y dos peces; pero ¿qué es eso para
tantos?"
Dijo Jesús: "Haced que se recueste la gente." Había en el lugar mucha hierba. Se recostaron,
pues, los hombres en número de unos cinco mil.
Tomó entonces Jesús los panes y, después de dar gracias, los repartió entre los que estaban
recostados y lo mismo los peces, todo lo que quisieron. Cuando se saciaron, dice a sus discípulos:
"Recoged los trozos sobrantes para que nada se pierda." Los recogieron, pues, y llenaron doce
canastos con los trozos de los cinco panes de cebada que sobraron a los que habían comido. Al
ver la gente el signo que había realizado, decía: "Este es verdaderamente el profeta que iba a
venir al mundo.
• Breve reflexión:
No se contenten con amar a un Dios infinitamente amable valiéndose de la inmensa pequeñez del
corazón humano que está en su cuerpo y en su alma; es demasiado poco, no es nada. Si no,
ámenlo con todo su gran Corazón.
En efecto, "renuncien a su propio corazón, es decir, a su amor propio, y dense a Jesús para entrar
en la inmensidad de su gran Corazón que comprende el Corazón de su santa Madre y de todos
sus santos, que todos juntos no hacen sino un solo Corazón, y para perderse en ese abismo de
amor, de caridad, de misericordia y de humildad, de pureza, de paciencia, de sumisión y de
santidad. No solamente pueden, sino que deben hacer uso de él, para amar y alabar a Dios." (OC
VI, 263 -264). ¿Pero nuestro propio corazón es capaz de lograrlo?
El Señor de la vida ha confiado a los hombres la insigne misión de conservar la vida, misión que
ha de llevarse a cabo de modo digno del hombre. Por tanto, la vida desde su concepción ha de
ser salvaguardada con el máximo cuidado. (Concilio Vaticano II, Gaudium et spes, 51).
"Tener entera caridad para con el prójimo" (OC VIII, 318) Todo individuo tiene derecho a la vida, a
la libertad y a la seguridad de su persona, (Artículo 3) Declaración Universal de los Derechos
humanos. Los Eudistas, y todo cristiano tiene la obligación en solidarizarse, y a la vez vincularse
al concepto universal, que se derivan del derecho internacional, tales son los adoptados en 1966
por la Asamblea de las Naciones Unidas en 1966. Tales elementos son: la libertad, la igualdad y la
participación. La teología cristiana ha reflexionado a lo largo de los siglos sobre la dignidad de la
vida humana (solidaridad). Motivados pues por las circunstancias históricas del país debemos
reafirmar que Dios, es el Señor de la vida.
• Oración de entrega:
2
Del libro de Obras Escogidas, “ocho meditaciones sobre el divino Corazón de Jesús”, 1ed., pág. 601-602
6
Señor quiero bajar contigo al lugar de los pobres, que siguen siendo oprimidos y explotados. Pero
que esto no sea un sueño, ni una ilusión vacía.
Señor no quisiera acomodarme a los medios que me has dado, tampoco vivir hipócritamente bajo
un yugo sostenido por el poder y la ostentación del egoísmo, el placer y el dinero. Señor ayúdame
a bajarme para yo poder solidariamente ir con ellos.
• Saludo al Corazón de Jesús y María
 Día cuarto
Tema: “María ha amado y amará a Cristo desde lo más íntimo de su corazón”
Valor: Amor.
• ¿Qué se entiende por Corazón de la Santa Virgen? 3
Si me preguntas qué se entiende por santísimo Corazón de la santa Virgen es importante que antes
tengas en cuenta que el término corazón tiene diversos sentidos en la Sagrada Escritura. Significa el
corazón material y corporal que llevamos dentro del pecho; él es la parte más noble del cuerpo
humano, principio de la vida, primero en vivir y último en morir; es la sede del amor, del odio, de la
alegría, de la tristeza, del miedo y demás pasiones del alma. De este corazón habla el Espíritu Santo
cuando dice: Por encima de todo guarda tu corazón porque de él brota la vida. Como si dijera: si
diriges y regulas las pasiones y movimientos de tu corazón, ajustándolos a la razón y al espíritu de
Dios, gozarás de vida corporal larga y tranquila y de vida espiritual santa y honrada. Pero si ellas se
enseñorean de tu corazón te darán muerte temporal y eterna. El término corazón se emplea en la
Sagrada Escritura para significar la memoria como cuando dice el Señor a los apóstoles: Poneos en
el corazón que no tenéis que preparar vuestra defensa, es decir: acordaos cuando os lleven por causa
de mi nombre ante los reyes y los jueces de que no debéis preocuparos de lo que vais a responder.
Sabiendo entonces, lo que significa Corazón; “¡Cuánta veneración se merece ese corazón sensible y
corporal de la Madre de Dios que ha sido el principio de la vida humana del Niño Jesús cuando
habitaba en sus benditas entrañas! En efecto, mientras un niño estáen el vientre materno el corazón
de la madre es fuente de la vida tanto del hijo como de la suya propia en total y mutua dependencia”. Y
continúa diciendo Juan Eudes: “Podemos afirmar por consiguiente que por haber sido este Corazón
ardiente de amor y de caridad el que la constituyó Madre de Jesús, ese mismo Corazón la hizo Madre
de todos los miembros de Jesús”.
• Motivación:
Sabiendo que nuestro corazón, según San Juan Eudes, es aquel que llevamos en el pecho (corporal-
material). Es la parte más noble del cuerpo humano, principio de la vida, primero en vivir y último en
morir, sede de las pasiones del alma. Está referido a la memoria y al entendimiento. Expresa la
voluntad libre, la parte suprema del alma; “la punta del espíritu” y el interior del Hombre. Es el Espíritu
Santo como corazón de la Trinidad, el Hijo de Dios como corazón del Padre. Es la facultad y
capacidad de amar. ¡No podemos desperdiciar este grandioso tesoro!, por eso, no debemos nuca dejar
de amar y perdonar.
• Lectura bíblica: (Lc. 1, 26-35)
Al sexto mes envió Dios el ángel Gabriel a una ciudad de Galilea, llamada Nazaret, a una virgen
desposada con un hombre llamado José, de la casa de David; el nombre de la virgen era María.
Y, entrando, le dijo: "Alégrate, llena de gracia, el Señor está contigo." Ella se conturbó por estas
palabras y se preguntaba qué significaría aquel saludo.
El ángel le dijo: "No temas, María, porque has hallado gracia delante de Dios; vas a concebir en el
seno y vas a dar a luz un hijo a quien pondrás por nombre Jesús.
Él será grande, se le llamará Hijo del Altísimo y el Señor Dios le dará el trono de David, su padre;
reinará sobre la casa de Jacob por los siglos y su reino no tendrá fin." María respondió al ángel:
"¿Cómo será esto, puesto que no conozco varón?"
3
Del libro Obras Escogidas. Corazón de la Virgen María. Pág. 492-501.
7
El ángel le respondió: "El Espíritu Santo vendrá sobre ti y el poder del Altísimo te cubrirá con su
sombra; por eso el que ha de nacer será santo y se le llamará Hijo de Dios.
Breve Reflexión:
Dios es todo Amor. El podría haber optado entre muchos caminos para salvar al hombre. Sin
embargo, su amor infinito le ha llevado a elegir el "camino" de la encarnación. Se ha hecho uno de
nosotros, para salvarnos desde nuestra propia condición humana. Lo sorprendente es que para
salvar al hombre, se ha hecho hombre. O dicho de otro modo, el que venía a "sanar" nuestro
corazón enfermo, ha querido hacerlo sirviéndose para ello de un "corazón de hombre" el Corazón
de Jesús y María como instrumento de salvación.
Madre del Amor hermoso, te rogamos nos perdones cuando ofendemos a tu Hijo amado y te
ofendemos a ti, al no ser fieles, no honrarte y amarte, cuando nuestro fin es fidelidad, perfección y
gloria, consiste en que nuestros corazones sean imagen viva de tu sagrado corazón así como es
imagen perfecta del corazón adorable de Jesús.
• Oración de entrega:
Por tu misericordia, oh Dios, y por la intercesión del Santísimo Corazón de la Bienaventurada
Virgen María, aleja de nosotros las concupiscencias de la carne y de los ojos y la ambición, para
que me pueda entregar a Ti, en el fuego de tu amor y en la llama de la eterna caridad. Amén.
• Saludo al Corazón de Jesús y María
 Día quinto
Tema: “El Corazón de Jesús milagro eucarístico”
Valor: Fe.
• “El Corazón de Jesús, hoguera de amor en el Santísimo Sacramento”4
Si abrimos los ojos de la fe para contemplar los efectos de la bondad inefable que nuestro
Salvador tiene por nosotros en este adorable misterio descubriremos ocho llamas de amor que
salen continuamente de esa admirable hoguera.
La primera llama consiste en que el amor inconcebible del Corazón de Jesús que lo llevó a
encerrarse en ese sacramento lo obliga a permanecer allí continuamente, día y noche, para estar
siempre con nosotros y realizar sus palabras: "Yo estaré con vosotros todos los días hasta el fin
del mundo"…
La segunda de esta hoguera ardiente es el amor del Corazón adorable de nuestro Salvador que le
asigna importantes ocupaciones en favor nuestro en ese sacramento.
La tercera llama de nuestra hoguera es el amor infinito de nuestro redentor por el cual su amor
obra diversos prodigios en este sacramento…
La cuarta llama está señalada en las palabras del Espíritu Santo por boca del príncipe de los
apóstoles: Dios ha enviado a su Hijo para bendeciros…
La quinta llama es su amor inmenso por el que comparte con nosotros todos los tesoros de gracia
y santidad que adquirió en la tierra…
La sexta llama consiste en su amor ardentísimo que lo mantiene siempre dispuesto no sólo a
enriquecemos con los dones y gracias adquiridos por su sangre sino también a darse a sí mismo
en la santa Comunión…
La séptima llama es el amor que lleva al Salvador a sacrificarse aquí continuamente por
nosotros…
La octava llama de esta hoguera es el amor que nuestro Redentor nos manifiesta cuando da a los
hombres todos los testimonios de su bondad en el mismo instante en que recibe de ellos
manifestaciones del odio más furioso imaginable…
4
Del libro de Obras Escogidas, “El Divino Corazón de Jesús”, capítulo IX, 571.
8
• Motivación:
En esta época de debilitamiento cristiano y poco compromiso, aún hay algo que nos mantiene
fortalecidos; la FE. Tenemos entonces el reto de continuar lo que las primeras comunidades
vivieron: “y se mantenían constantes en la enseñanza de los apóstoles, en la comunión, en la
fracción del pan y en las oraciones” (Hch. 2, 42).
• Fundamento Bíblico: (1 Cor. 11, 23-26)
Porque yo recibí del Señor lo que os he transmitido: que el Señor Jesús, la noche en que fue
entregado, tomó pan, y después de dar gracias, lo partió y dijo: “Este es mi cuerpo que se da por
vosotros; haced esto en recuerdo mío”. Asimismo también la copa después de cenar diciendo:
"Esta copa es la Nueva Alianza en mi sangre. Cuantas veces la bebiereis, hacedlo en recuerdo
mío”. Pues cada vez que coméis este pan y bebéis esta copa, anunciáis la muerte del Señor,
hasta que venga.
• Breve reflexión:
Hoy día la mentalidad del venezolano se distingue por ser tolerante, relativista, pluralista, con un
ecumenismo religioso espiritual amplio y por eso rechaza con fuerza las pretensiones totalitarias
de la verdad, hechas por particulares, cualesquiera que sean ellos: estado, partido, clase, raza,
cultura o religión. En este sentido, se hace difícil vivir nuestra fe y peor aún, vivirla en comunidad.
Pero, frente a esta situación es gratificante saber que contamos de manera incondicional con
“Jesús”, el cual, siempre se mantiene disponible para nosotros en la hostia sagrada haciendo
posible que nos alimentemos y recibamos bendiciones, vida y liberación.
¡Qué gran beneficio tiene el cristiano en la Eucaristía! No dejemos perder el gran tesoro que
nuestra Iglesia ofrece.
• Oración de entrega:
Adoremos a Dios que nos manifiesta su amor quedándose con nosotros para siempre.
Agradezcamos por las gracias que de este sacramento derrama sobre nosotros. Pidámosle
perdón por nuestras faltas a este santísimo sacramento, y no valorar como es debido este
continuo sacrificio de amor y esperanza. Finalmente entreguémonos a las llamas de su amor para
que muramos mil veces antes de ofenderle y pidámosle a su santa madre que nos conceda la
gracia de amarle cada día mucho más.
• Saludo al Corazón de Jesús y María
 Día sexto
Tema: El Corazón de Jesús y María es por excelencia Santo
Valor: Santidad
• “El Corazón de Jesús es amor que purifica y santifica”5
El Jesús es una hoguera que envía sus llamas en todas las direcciones, en el cielo, en la tierra y
en todo el universo, y encienden los corazones de los serafines y encendería todos los corazones
humanos si los hielos del pecado no lo impidieran.
5
(DEL LIBRO DE SAN JUAN EUDES, PRESBÍTERO, «SOBRE EL ADMIRABLE CORAZÓN DE JESÚS». 12: Oeuvres Comnletes
8. 350-352.)
9
El Corazón de nuestro Redentor rebosa un amor extraordinario por los hombres buenos y malos,
amigos y enemigos. Es un amor tan ardiente que. Todos los torrentes y diluvios de sus pecados
no logran apagarlo: Las aguas torrenciales no podrían apagar el amor.
¡Llamas sagradas del Corazón de mi Salvador, venid a encender mi corazón y el de todos mis
hermanos!
¡Oh, Madre de Jesús, ángeles, santos y santas de Jesús, me entrego a todos vosotros y os
entrego también a todos mis hermanos y hermanas y a todos los habitantes de la tierra para que
nos sumerjáis en lo más profundo de esta hoguera de amor!
• Motivación:
En nuestra sociedad la santidad ha quedado reservada únicamente para aquellos que tienen una
conducta irreprochable y deseos de vivir con rectitud, sin embargo, se deja de lado lo que la
Escritura nos dice: “Sean Santos porque Yo soy santo”. Dispongamos nuestro corazón al
seguimiento que nos pide Jesucristo y pongamos en práctica la justicia, la misericordia y el amor,
y así, podremos asumir la santidad que Jesús quiere y no la que la sociedad nos exige.
• Fundamento bíblico: (1 Pe. 1, 13-16)
Por lo tanto, tengan listo su espíritu, vivan sobriamente y confiadamente esa gracia que se les
concederá cuando se revele Jesucristo. Como hijos obedientes no vivan de acuerdo a los deseos
de antes, cuando vivían en la ignorancia; por el contrario como el que los llamó es santo, sean
también ustedes santos en toda su conducta; porque así está escrito: Sean santos, porque yo soy
santo.
Breve reflexión:
Pablo nos recuerda a cada instante que estamos muertos y que nuestra vida está oculta con
Cristo en Dios; que el Padre eterno nos vivificó juntamente con Cristo y en Cristo, es decir, que
nos hace vivir no sólo con él sino en él y de su misma vida; que debemos manifestar la vida de
Jesús en nuestro cuerpo; que Jesucristo es nuestra vida y que vive en nosotros: Yo vivo -nos dice
san Pablo- pero ya no yo, es Cristo el que vive en mí. Rogamos a Dios que nos haga capaces de
llevar el nombre de cristianos, y que la santidad pueda ser signo de vida y esperanza. Así, Pablo
muestra con evidencia que Cristo debe vivir en nosotros, que su vida debe ser nuestra vida; que
sólo en él debemos vivir y que nuestra vida ha de ser continuación y expresión de la suya. Que si
tenemos derecho a vivir en la tierra es para llevar, manifestar, santificar, glorificar y hacer vivir y
reinar en nosotros el nombre, la vida, las cualidades y perfecciones, las disposiciones e
inclinaciones, las virtudes y acciones de Jesús.
• Oración de entrega:
Te adoro, Jesús, en el momento en que pronuncias aquellas palabras: Aprendan de mí que soy
manso y humilde de corazón, y encontrarán su descanso (Mt 11, 29). Adoro los pensamientos,
los designios y el amor que entonces tuviste hacia mí. Me entrego a ti para cumplir tu designio y
para producir el fruto de esas palabras. No permitas que te ponga impedimento. Destruye lo que
en mí es contrario a la mansedumbre y a tu santidad6
.
• Saludo al Corazón de Jesús y María
 Día séptimo
Tema: El Corazón de Jesús y María modelo de convivencia
6
Del libro de Formar a Jesús en Nosotros, pág. 38.
10
Valor: Sinceridad
¿Qué debemos hacer para amar el Corazón de Jesús?
¿Quieres dar una gran alegría a tu Salvador y hacer que tu corazón esté alegre y contento, y que
comiences tu paraíso en la tierra? Ama a tu Salvador sobre todas las cosas y a tu prójimo como a ti
mismo. Eso es todo. Oh Jesús, te doy enteramente mi corazón. Madre de Jesús, te lo doy también, con
los corazones de mis hermanos y hermanas; ofrécelos, Le ruego, a tu Hijo y ruégale que tome de ellos
posesión plena y eterna. Oh Creador mío, te debo más que mi cuerpo y mi alma porque me has dado
los tuyos, tu vida y a ti mismo. ¿Cómo te pagaré? Si yo tuviera millones de vida y te las ofreciera
millones de veces en cada momento nada sería. Pero como tengo tanta obligación contigo y nada
puedo pagarte, ven tu mismo y ejecútame y toma lo que tengo.
Te ofrezco las potencias de mi alma, los sentidos de mi cuerpo, todos mis miembros, mi corazón y mis
entrañas; los sacrifico por entero a tu adorable voluntad para que ella haga con ellos lo que le sea más
agradable. No quiero ojos sino para mirar lo que tú quieres que mire, ni oídos sino para obedecer a tu
santa palabra. Que me arranquen la lengua si no me sirvo de ella sino para bendecirte; que mi corazón
estalle en mi pecho si no te ama; que pierda la memoria si no me sirve para acordarme de u; que me
falle la razón si no te conozco y te admiro; que me corten las manos si no las empleo en tu servicio. No
quiero pies sino para buscarte y seguirte. No quiero voluntad sino para querer o no querer según lo
dispongas; lo que más deseo en todas las cosas es tu beneplácito. Haz de mí lo que tú quieres puesto
que has hecho por mí más de lo que yo me hubiera atrevido a querer o desear. Me abandono
enteramente entre tus manos, Dios mío, que quieres mi bien más que yo mismo, pues eres el único en
conocerlo y el único que puede concedérmelo7
.
• Motivación:
Vivir hoy día el mensaje de Jesús ocasiona división, y se hace casi imposible. Ya el apóstol Pedro
en su Primera Carta lo decía: “estén siempre dispuestos a defenderse contra los que les exigen
dar razón de la esperanza que hay en ustedes” (1Pe 3,15). No podemos dejar que el otro siempre
tome las decisiones por mí; asumir con sinceridad los errores es tarea de todos.
• Fundamento bíblico: (Lc. 12, 49-53)
He venido a echar fuego en la tierra. ¡Y cómo quisiera que ya estuviese encendido! Tengo un
bautismo con que ser bautizado, ¡y cómo me angustio hasta que se cumpla! ¿Pensáis que he
venido a dar paz en la tierra? ¡Os digo que no, sino a causar división! Porque de aquí en adelante
cinco en una casa estarán divididos: tres contra dos y dos contra tres. El padre estará dividido
contra el hijo, y el hijo contra el padre; la madre contra la hija, y la hija contra la madre; la suegra
contra su nuera, y la nuera contra su suegra.
• Breve reflexión:
El hombre no vale por su exterior: las riquezas que tiene, el rango social que ocupa, el brillo que lo
rodea, la estimación de los demás, que con frecuencia se equivocan. El hombre vale por su
interior. Ni la inteligencia, ni el talento, ni la habilidad lo hacen verdaderamente grande: puede
poseer todo eso y ser un bandido, un criminal, un hombre vil. El hombre es lo que es su corazón,
vale lo que vale su corazón, y su corazón vale lo que valga el objeto de su amor.
Luego si quiero conocer mi valor, tengo que escudriñar mi corazón: si quiero ser grande, noble,
santo, tengo que amar un objeto grande, noble y santo. ¿Lo encontraré en este mundo? Sí, en
este mundo hay personas, grandes, nobles y santas, pero con limites. Esta es la condición
humana.
Procuremos por todos los medios, elevar siempre a Dios nuestros mejores sentimientos. Vivir en
pureza de vida, amando lo que hay que amar. Cultivemos la recta intensión de vida.
Abandonémonos constantemente en la Voluntad de Dios.
• Oración de entrega:
7
Del libro de Obras Escogidas, el Divino Corazón de Jesús, capítulo XIII, pág. 586.
11
Oh Jesús, aniquilo a tus pies todas mis falsedades y mentiras. Adoro, amo y alabo, de todo
corazón, tu santa voluntad. A pesar de mis repugnancias y sentimientos contrarios, quiero amarte,
bendecirte y glorificarte en todo lo que has querido y quieras disponer sobre mí y sobre mis
allegados, en tiempo y eternidad. ¡Viva Jesús! ¡Viva la santa voluntad de mi Jesús! ¡Que
desaparezca mi voluntad para siempre y que la tuya reine y se cumpla eternamente, en la tierra
como en el cielo!8
• Saludo al Corazón de Jesús y María
 Día octavo
Tema: “Somos herederos del Corazón de Jesús y María”
Valor: Responsabilidad
• “El divino Corazón de Jesús es un tesoro inmenso que nos pertenece”9
Luego de considerar al Corazón adorable de nuestro Salvador como hoguera de amor por
nosotros, veamos ahora que es tesoro inmenso de riquezas infinitas, que nos pertenece y cómo
debernos servirnos de él.
El divino Corazón de Jesús es un tesoro que encierra las riquezas todas M cielo y de la tierra, de
la naturaleza y de la gracia, de la gloria, de los ángeles y santos, de la santa Virgen, de la
divinidad, de la santa Trinidad, de todas las divinas perfecciones. Porque si san Juan Crisóstomo
dice que la sagrada Virgen es abismo de las inmensas perfecciones de la divinidad, ¿con cuánta
mayor razón lo será el Corazón adorable de Jesús?
Además ese Corazón es precioso tesoro que contiene todos los méritos de la vida del Salvador,
los frutos de sus divinos misterios, todas las gracias que nos adquirió con sus trabajos y
sufrimientos, todas las virtudes que practicó en grado infinitamente elevado, todos los dones del
Espíritu Santo de los que fue colmado: Descansará sobre él el Espíritu del Señor, espíritu de
sabiduría y de entendimiento, etc. En una palabra cuánto hay de grande, rico y admirable en el ser
creado e increado, en el Creador y en las criaturas está encerrado en ese tesoro incomparable.
Ahora bien, ¿para quién será tan maravilloso tesoro? Para nosotros todos y para cada uno de
nosotros, pues de nosotros depende entrar en posesión de él. ¿Por qué títulos ese tesoro nos
pertenece? Por el título y derecho de donación. ¿Quién nos lo ha dado? El Padre de Jesús nos lo
ha concedido al entregamos a su Hijo. Y nos lo da continuamente porque los dones de Dios son
irrevocables. El Hijo de Dios nos lo ha conferido también infinitas veces al darse a nosotros y nos
lo da continuamente en la Eucaristía. El Espíritu Santo nos lo entrega también incesantemente. La
santa Virgen nos lo da continuamente porque ella no tiene sino un Corazón y voluntad con su Hijo,
quiere lo que él quiere, y junto con él nos otorga cuanto él nos da.
• Motivación:
Qué alegría poder tener el Corazón de Jesús como nuestro, ni los más poderosos de este mundo
pueden comprar este maravilloso regalo. No perdamos nunca la oportunidad de responder con
amor a este maravilloso Corazón.
¡Cuánto ha perdido el que perdió el Corazón de Jesús! (San Agustín)
• Fundamento bíblico: (1Pe. 4, 12-16)
Queridos, no se extrañen del incendio que ha estallado contra ustedes, como si fuera algo
extraordinario; alégrense, más bien, de compartir los sufrimientos de Cristo, y así, cuando se
revele su gloria, ustedes también desbordarán de gozo y alegría.
8
Del libro de Formar a Jesús en Nosotros, pág. 37.
9
Del libro de Obras Escogidas, El Divino Corazón de Jesús, capítulo XII, pág. 582.
12
Si los insultan por ser cristianos, dichosos ustedes, porque el Espíritu de Dios y su gloria reposan
en ustedes. Que ninguno de ustedes tenga que padecer por ladrón o asesino o criminal o por
meterse en asuntos ajenos. Pero si padece por ser cristiano, no se avergüence, antes dé gloria a
Dios por tal título.
• Breve reflexión:
Corresponder al Corazón de Jesús es cumplir con la misión del cristiano, que las primeras
comunidades dan una buena lección a los creyentes de hoy. Una conducta cristiana que no
produzca ningún impacto en la sociedad es señal de que se ha dejado arrastrar por la corriente de
aquellos que no organizan sus vidas de acuerdo con las exigencias del Evangelio. Lo peor que
nos puede suceder como seguidores de Jesús es que nuestro comportamiento no diga nada a
nadie, que no ofrezca ninguna alternativa al mundo de injusticia que nos rodea. Ser responsable
no basta con hacer lo que tengo que hacer sino ayudar a que los demás puedan también ser
partícipes del Corazón de Jesús.
• Oración de entrega:
¡Señor Jesús, me basta saber que eres digno de amor, y que nada hay en ti que no merezca amor
infinito! ¡Que mi espíritu se contente con ese conocimiento pero que mi corazón nunca se sacie de
amar al que jamás será suficientemente amado! (Juan Eudes)
• Saludo al Corazón de Jesús y María
 Día noveno
Tema “El testamento de San Juan Eudes ejemplo de compromiso con el Corazón de
Jesús y María”.
Valor: Vocación
• Releyendo en el nuevo año el testamento de san Juan Eudes hecho en 1671, que nos
prepara a escribir nuestro propio testamento para las próximas generaciones
(extractos)
En el nombre del Padre, del Hijo y del Espíritu Santo y en honor y unión del testamento que mi
Jesús hizo en el último día de su vida mortal en la tierra, hago el siguiente testamento, únicamente
para gloria de mi Dios.
De todo corazón me entrego a mi Salvador para unirme a la fe perfecta de su santa Madre, de
sus apóstoles, de sus santos y de toda la Iglesia. Y en unión con esta fe declaro ante el cielo y la
tierra que quiero morir como hijo de la santa Iglesia, católica, apostólica y romana y como fiel
creyente en todas las verdades cristianas que ella enseña.
De todo corazón me doy al amor infinito por el que mi Salvador murió en la cruz por mí y por todos
los hombres. Unido a ese amor acepto la muerte en el tiempo, lugar y manera que le plazca
enviármela, en honor y acción de gracias de su santa muerte y de la muerte de su gloriosa Madre.
Y que por su Corazón adorable que estalló de dolor en la cruz y de amor por nosotros, me
conceda la gracia de morir en su amor, por su amor y para su amor.
Declaro que es mi intención recibir el santo viático y la extrema unción y suplico a mis
queridísimos hermanos me los administren mientras tenga el uso de razón.
Si llegase a perder el uso de mi razón y de mis sentidos exteriores, hago míos con todo mi
corazón los actos de fe, de esperanza, de caridad, de humildad, de conformidad, de contrición y
otros que se hagan por mí, sea en la tierra o en el ciclo.
13
Si pudiera expresar mis anhelos desearía que me enterraran en nuestra iglesia de Caen,
consagrada al Corazón de Jesús y de María. Pero abandono totalmente mi cuerpo y mi alma a la
divina voluntad y me someto gustoso a lo que le plazca disponer al respecto en el tiempo y por la
eternidad. Acepto con alegría (Lc. 23,46) que mi cuerpo se reduzca a polvo y que todos sus
granos sean otros tantos actos de adoración y de alabanza al misterio de la sepultura de mi
Salvador y de su santísima Madre.
Mi crucifijo, lleno de santas reliquias, lo dejo a mi sucesor y le ruego que haga cada noche y cada
mañana los actos que se encuentran en el REINO DE JESÚS en honor del crucifijo. Le encargo
también a él que disponga de las otras reliquias que mantengo conmigo y que se encuentran en el
pequeño cofre que está cerca de la ventana de mi cuarto que da sobre el huerto de los reverendos
padres jesuitas, y de las medallas que están allí y en la gaveta de mi escritorio; doy todo esto por
sus manos a quien él designe. Amen10
.
JUAN EUDES Presbítero Misionero de la Congregación de Jesús y María.
• Motivación:
Cada uno ha recibido un llamado especial en su vida, haciéndolo un seguidor de Cristo. Sin
embargo, en el transcurso de la vida habrá, personas y que van dando luces para saber cuál va a
ser la Misión. Por tanto, estemos atentos a lo que Jesús va diciendo al Corazón.
• Fundamento bíblico: (Jer. 1, 5-10)
El Señor me dirigió la palabra: – Antes de formarte en el vientre te elegí, antes de salir del seno
materno te consagré y te nombré profeta de los paganos.
Yo repuse: – ¡Ay, Señor mío! Mira que no sé hablar, que soy un muchacho.
El Señor me contestó: –No digas que eres un muchacho: que a donde yo te envíe, irás; lo que yo
te mande, lo dirás. No les tengas miedo, que yo estoy contigo para librarte –oráculo del Señor–. El
Señor extendió la mano, me tocó la boca y me dijo: –Mira, yo pongo mis palabras en tu boca, hoy
te establezco sobre pueblos y reyes, para arrancar y arrasar, destruir y demoler, edificar y plantar.
• Breve reflexión:
La experiencia del profeta Jeremías con Dios debe iluminar nuestra vida de discernimiento, en
medio de tantas propuestas que el mundo ofrece. ¿He asumido en mi corazón el llamado que
Dios me hace? ¿Estoy plenamente convencido de que voy a terminar mi vida entregándome
confiadamente al Corazón de Jesús?
Un ejemplo claro de entrega al llamado lo tenemos en Juan Eudes quien dedicó toda su vida a la
construcción del Reino a favor de los más desposeídos, sin esperar nada a cambio, sino más bien
dándole todo honor y gloria al Corazón de Dios, quien fue el que le permitió amar hasta morir. Por
último, preguntemos si durante la novena he podido establecer algunas certezas con respecto a
mi vocación.
• Oración de entrega: (Canto de alabanza al Corazón de Jesús y María)
Alaba, alma mía, al Corazón admirable de Jesús y de María. Mi espíritu se regocijó en mi gran
Corazón. Jesús y María me entregaron su Corazón, para que viva siempre en su amor. Cosas
grandes hizo en mí este Corazón bueno desde el vientre materno me hizo suyo. El abismo de mis
miserias atrajo el abismo de sus misericordias. Se anticipó a enriquecerme con los favores de su
bondad. Con la sombra de su mano me protegió y me consintió como a la niña de los ojos. Me
escogió para ser su sacerdote, y me dio un puesto entre los servidores de su pueblo. Puso sus
palabras en mis labios e hizo mi boca como espada acerada. Me ha purificado y me ha hecho
10
Hecho en París, el 24 de abril de 1671.
14
revivir, ha estado en todos mis caminos, ha batallado contra mis enemigos, de todas mis
tribulaciones me ha liberado. Corazón lleno de amor, fuente de todo bien, de ti me vinieron favores
sin cuento. A ti la alabanza, el amor y la gloria, a ti canten todas las lenguas, te amen todos los
corazones.
Tus misericordias te proclamen grande, las maravillas de tu amor te revelen a los hombres. Tus
servidores te ensalcen, te alaben, te glorifiquen por siempre. El Padre misericordioso tenga
presente tu sacrificio, y escuche los deseos de tu Corazón. Corazón de Jesús, destrozado por
nosotros en la cruz, a impulsos del amor y del dolor, para ti se consuma nuestro corazón, e n el
fuego perpetuo, de tu amor. Corazón de María, atravesado por dura espada de dolor, haz que la
fuerza del amor divino, penetre nuestro corazón. Corazón de Jesús y María, hoguera de amor, en
ti se sumerja nuestro corazón, se consuma en tus llamas, para que por siempre se identifique con
el Corazón de Jesús y María. Gracias infinitas le sean dadas por este don inefable. Amén.
• Saludo al Corazón de Jesús y María
¿Qué es el Ave Cor?
La oración del Ave Cor (saludo al Corazón) compuesta por san Juan Eudes nos invita a alabar al
Corazón sacerdotal y siempre fiel de nuestro Señor Jesucristo. No podemos contemplar su
fidelidad sino como resultado de su opción fundamental por el Padre y por los pobres. La fidelidad
es informada por una causa suficientemente grande y poderosa que la mantiene viva para en todo
momento buscarla y realizarla. Es esta la fidelidad a la causa del Reino del Padre que según el
autor de la Carta a los Hebreos, Jesús realizo como Sacerdote de la Alianza nueva.
Saludemos al Corazón de Jesús y María
Intención: por todos los bautizados. Llamados a ser sacerdotes, profetas y reyes, para que
continuemos la Vida y la Obra del Corazón de Cristo, aquí en Venezuela.
15
SALUTACIÓN A LOS CORAZONES DE JESÚS Y MARÍA
(Ave Cor Sanctissimum)
Te saludamos, Corazón santo
Te saludamos, Corazón manso
Te saludamos, Corazón humilde
Te saludarnos, Corazón puro
Te saludarnos, Corazón ferviente
Te saludarnos, Corazón sabio
Te saludamos, Corazón paciente
Te saludamos, Corazón obediente
Te saludamos, Corazón solícito
Te saludarnos, Corazón fiel
Te saludarnos, Corazón fuente de toda felicidad
Te saludamos, Corazón misericordioso
Te saludamos, Corazón, lleno de amor, de Jesús y de María.
Te adoramos,
Te alabamos,
Te glorificamos,
Te damos gracias.
Te amamos con todo nuestro corazón, con toda nuestra alma, con todas nuestras fuerzas.
Te ofrecemos nuestro corazón,
Te lo entregarnos,
Te lo consagramos,
Te lo inmolamos.
Acéptalo y poséelo plenamente, purifícalo, ilumínalo y santifícalo, para que en él vivas y reines,
ahora y siempre y por los siglos eternos. Amén.
UNA MIRADA HISTÓRICA QUE ALIMENTA NUESTRO QUEHACER DE FAMILIA EUDISTA HOY.
En el libro del Corazón Admirable (tomo VIII) de San Juan Eudes, podemos encontrar en lo
correspondiente al Oficio en la Fiesta del Sagrado Corazón de María hermosos documentos
concernientes al culto de ese Divino Corazón. En 1672 se imprime el Oficio del Sagrado Corazón de
16
Jesús, aprobado por los Arzobispos de Lisieux, d`Èvreux, Rennes, Bayeux, Coutances. (1670-1671).
Celebrada al parecer el 20 de Octubre de 1672.
Hoy la CJM se une con gran alegría a la Iglesia Universal, damos gracias al Dios de la vida por ser
parte de este AMOR que nos une a todos, y nos lanza hacia una misión de misericordia, rescatadora de
tantos corazones heridos a causa de la injusticia social.
El Divino Corazón de Jesús, es el modelo, la regla de nuestra vida, y modelo de libertad. El lenguaje
del Corazón en San Juan Eudes se desprende de una experiencia seria que toca profundamente nuestra
experiencia humana, asumida plenamente en el Verbo Eterno.
Nuestra espiritualidad no deja de tener resonancia en nuestros días, hoy el corazón sigue siendo un
símbolo generador de vida y de bendición. El Corazón de Cristo plenitud y centro de la cruz, prototipo
de unidad entre el cielo y la tierra, hoguera de amor, centro y fuente de nuestra vida.
San Juan Eudes nos dice: Nuestro Señor nos ha dado su propio Corazón desde el nacimiento. No
podemos separar dos corazones (Jesús y María) que Dios ha unido.
(San Juan Eudes., O.C. Tomo VIII) PÁG. 206-397)
TABLA DE CONTENIDO.
BREVE INTRODUCCIÓN-----------------------------------------------------------------------------………………1
Nueve días en Adoración, Gracia, perdón y entrega al Corazón de Jesús y María. Según la
pedagogía en San Juan Eudes………………………………………………………………………………….3
 Día primero:
Tema: “El Corazón de Jesús y María modelo de amor y misericordia para el cristiano de hoy”
Valor: Unidad…………………………………..…………………………………………………………………..3
17
• ¿Qué es el Corazón de Jesús según
San Juan Eudes?
• Motivación:
• Lectura bíblica
• Breve Reflexión.
• Oración de entrega:
• Saludo al Corazón de Jesús y María
 Día segundo
Tema: “El sacerdote, servidor fiel, según el Corazón de Dios”.
Valor: Fidelidad……………………………………………………………………………………4
• “El sacerdote Pastor según el Corazón de Dios
 Día tercero
Tema: “El Corazón de Jesús y María fuente de los Derechos Humanos”
Valor: Solidaridad……………………………………………………………………………………..5
“El Corazón de Jesús nos ama con amor eterno e inmenso”
 Día cuarto
Tema: “María ha amado y amará a Cristo desde lo más íntimo de su corazón”
Valor: Amor……………………………………………………………………………………………..7
• ¿Qué se entiende por Corazón de la Santa Virgen?
• Saludo al Corazón de Jesús y María
 Día quinto
Tema: “El Corazón de Jesús milagro eucarístico”
Valor: Fe…………………………………………………………………………………………………8
• “El Corazón de Jesús, hoguera de amor en el Santísimo Sacramento”
 Día sexto
Tema: El Corazón de Jesús y María es por excelencia Santo
Valor: Santidad………………………………………………………………………………………..9
“El Corazón de Jesús es amor que purifica y santifica”
 Día séptimo
Tema: El Corazón de Jesús y María modelo de convivencia
Valor: Sinceridad………………………………………………………………………………………11
¿Qué debemos hacer para amar el Corazón de Jesús?
 Día octavo
Tema: “Somos herederos del Corazón de Jesús y María”
Valor: Responsabilidad……………………………………………………………………………..12
18
• “El divino Corazón de Jesús es un tesoro inmenso que nos pertenece”
 Día noveno
Tema “El testamento de San Juan Eudes ejemplo de compromiso con el Corazón de
Jesús y María”.
Valor: Vocación……………………………………………………………………………………….13
• Releyendo en el nuevo año el testamento de san Juan Eudes hecho en 1671, que
nos prepara a escribir nuestro propio testamento para las próximas generaciones
(extractos)
• Saludo al Corazón de Jesús y María……………………………………………………15
¿Qué es el Ave Cor
UNA MIRADA HISTÓRICA QUE ALIMENTA NUESTRO QUEHACER DE FAMILIA EUDISTA
HOY………………………………………………………………………………………………….17
19

Más contenido relacionado

La actualidad más candente

CUARESMA 2015, CARTA DEL PAPA PARA LA CUARESMA
CUARESMA 2015, CARTA DEL PAPA PARA LA CUARESMACUARESMA 2015, CARTA DEL PAPA PARA LA CUARESMA
CUARESMA 2015, CARTA DEL PAPA PARA LA CUARESMA
FEDERICO ALMENARA CHECA
 
2u00 b0 ficha formac iu00d3n teresiana (mario dominguez)
2u00 b0 ficha formac iu00d3n teresiana (mario dominguez)2u00 b0 ficha formac iu00d3n teresiana (mario dominguez)
2u00 b0 ficha formac iu00d3n teresiana (mario dominguez)
ORDEN SEGLAR CARMELITAS DESCALZOS
 
Benedicto16 año.fe.1introduccion Audiencia General Plaza San Pedro Catequesis
Benedicto16 año.fe.1introduccion Audiencia General Plaza San Pedro CatequesisBenedicto16 año.fe.1introduccion Audiencia General Plaza San Pedro Catequesis
Benedicto16 año.fe.1introduccion Audiencia General Plaza San Pedro Catequesis
emilioperucha
 
Obra cultural resumen de catecismo
Obra cultural resumen de catecismoObra cultural resumen de catecismo
Obra cultural resumen de catecismo
Hxavi
 
Interpretacion del evangelio de san Juan por Teofilacto de Bulgaria
Interpretacion del evangelio de san Juan por Teofilacto de BulgariaInterpretacion del evangelio de san Juan por Teofilacto de Bulgaria
Interpretacion del evangelio de san Juan por Teofilacto de Bulgaria
adyesp
 
Pena, los ninos_y_la_eucaristia
Pena, los ninos_y_la_eucaristiaPena, los ninos_y_la_eucaristia
Pena, los ninos_y_la_eucaristia
Cristina Barajas Mora
 
878edicion
878edicion878edicion
878edicion
HoyXalapaNoticias
 
Pez 75
Pez 75Pez 75
Hermano lobo marzo
Hermano lobo marzoHermano lobo marzo
Hermano lobo marzo
framasg
 
Si Tu Vida Es Cristo...
Si Tu Vida Es Cristo...Si Tu Vida Es Cristo...
Si Tu Vida Es Cristo...
Nombre Apellidos
 
Predicaciones cuaresmales-2015
Predicaciones cuaresmales-2015Predicaciones cuaresmales-2015
Predicaciones cuaresmales-2015
Jhoani Rave Rivera
 
Iniciación teológica a la Gracia
Iniciación teológica a la GraciaIniciación teológica a la Gracia
Iniciación teológica a la Gracia
Rebeca Reynaud
 
Cuaderno Cuaresma Pascua 2015
Cuaderno Cuaresma Pascua 2015Cuaderno Cuaresma Pascua 2015
Cuaderno Cuaresma Pascua 2015
Jhoani Rave Rivera
 
Beato Álvaro del Portillo. Impulsor nueva evangelización / Hoja informativa 17
Beato Álvaro del Portillo. Impulsor nueva evangelización / Hoja informativa 17Beato Álvaro del Portillo. Impulsor nueva evangelización / Hoja informativa 17
Beato Álvaro del Portillo. Impulsor nueva evangelización / Hoja informativa 17
Opus Dei
 
Viii centenario-perdon-d assisi-esp
Viii centenario-perdon-d assisi-espViii centenario-perdon-d assisi-esp
Viii centenario-perdon-d assisi-esp
franfrater
 
Parabola del buen samaritano mejorado
Parabola del buen samaritano mejoradoParabola del buen samaritano mejorado
Parabola del buen samaritano mejorado
Angela Cabrera
 
Cuaresma 2014. Ciclo A
Cuaresma 2014. Ciclo ACuaresma 2014. Ciclo A
Cuaresma 2014. Ciclo A
Norka C. Risso Espinoza
 

La actualidad más candente (17)

CUARESMA 2015, CARTA DEL PAPA PARA LA CUARESMA
CUARESMA 2015, CARTA DEL PAPA PARA LA CUARESMACUARESMA 2015, CARTA DEL PAPA PARA LA CUARESMA
CUARESMA 2015, CARTA DEL PAPA PARA LA CUARESMA
 
2u00 b0 ficha formac iu00d3n teresiana (mario dominguez)
2u00 b0 ficha formac iu00d3n teresiana (mario dominguez)2u00 b0 ficha formac iu00d3n teresiana (mario dominguez)
2u00 b0 ficha formac iu00d3n teresiana (mario dominguez)
 
Benedicto16 año.fe.1introduccion Audiencia General Plaza San Pedro Catequesis
Benedicto16 año.fe.1introduccion Audiencia General Plaza San Pedro CatequesisBenedicto16 año.fe.1introduccion Audiencia General Plaza San Pedro Catequesis
Benedicto16 año.fe.1introduccion Audiencia General Plaza San Pedro Catequesis
 
Obra cultural resumen de catecismo
Obra cultural resumen de catecismoObra cultural resumen de catecismo
Obra cultural resumen de catecismo
 
Interpretacion del evangelio de san Juan por Teofilacto de Bulgaria
Interpretacion del evangelio de san Juan por Teofilacto de BulgariaInterpretacion del evangelio de san Juan por Teofilacto de Bulgaria
Interpretacion del evangelio de san Juan por Teofilacto de Bulgaria
 
Pena, los ninos_y_la_eucaristia
Pena, los ninos_y_la_eucaristiaPena, los ninos_y_la_eucaristia
Pena, los ninos_y_la_eucaristia
 
878edicion
878edicion878edicion
878edicion
 
Pez 75
Pez 75Pez 75
Pez 75
 
Hermano lobo marzo
Hermano lobo marzoHermano lobo marzo
Hermano lobo marzo
 
Si Tu Vida Es Cristo...
Si Tu Vida Es Cristo...Si Tu Vida Es Cristo...
Si Tu Vida Es Cristo...
 
Predicaciones cuaresmales-2015
Predicaciones cuaresmales-2015Predicaciones cuaresmales-2015
Predicaciones cuaresmales-2015
 
Iniciación teológica a la Gracia
Iniciación teológica a la GraciaIniciación teológica a la Gracia
Iniciación teológica a la Gracia
 
Cuaderno Cuaresma Pascua 2015
Cuaderno Cuaresma Pascua 2015Cuaderno Cuaresma Pascua 2015
Cuaderno Cuaresma Pascua 2015
 
Beato Álvaro del Portillo. Impulsor nueva evangelización / Hoja informativa 17
Beato Álvaro del Portillo. Impulsor nueva evangelización / Hoja informativa 17Beato Álvaro del Portillo. Impulsor nueva evangelización / Hoja informativa 17
Beato Álvaro del Portillo. Impulsor nueva evangelización / Hoja informativa 17
 
Viii centenario-perdon-d assisi-esp
Viii centenario-perdon-d assisi-espViii centenario-perdon-d assisi-esp
Viii centenario-perdon-d assisi-esp
 
Parabola del buen samaritano mejorado
Parabola del buen samaritano mejoradoParabola del buen samaritano mejorado
Parabola del buen samaritano mejorado
 
Cuaresma 2014. Ciclo A
Cuaresma 2014. Ciclo ACuaresma 2014. Ciclo A
Cuaresma 2014. Ciclo A
 

Destacado

El poder de la palabra
El poder de la palabraEl poder de la palabra
El poder de la palabra
Les90
 
El poder de la palabra.
El poder de la palabra.El poder de la palabra.
El poder de la palabra.
Cielodemusa
 
El sabor de la sal
El sabor de la salEl sabor de la sal
El sabor de la sal
Cielodemusa
 
El sabor de la sal
El sabor de la salEl sabor de la sal
El sabor de la sal
Cielodemusa
 
3er grado bloque 4 - matemáticas
3er grado   bloque 4 - matemáticas3er grado   bloque 4 - matemáticas
3er grado bloque 4 - matemáticas
Chelk2010
 
3er grado bloque 4 - español
3er grado   bloque 4 - español3er grado   bloque 4 - español
3er grado bloque 4 - español
Chelk2010
 
Solucionario 3 grado de Libros de Texto
Solucionario 3 grado de Libros de TextoSolucionario 3 grado de Libros de Texto
Solucionario 3 grado de Libros de Texto
Tere Alvarez
 

Destacado (7)

El poder de la palabra
El poder de la palabraEl poder de la palabra
El poder de la palabra
 
El poder de la palabra.
El poder de la palabra.El poder de la palabra.
El poder de la palabra.
 
El sabor de la sal
El sabor de la salEl sabor de la sal
El sabor de la sal
 
El sabor de la sal
El sabor de la salEl sabor de la sal
El sabor de la sal
 
3er grado bloque 4 - matemáticas
3er grado   bloque 4 - matemáticas3er grado   bloque 4 - matemáticas
3er grado bloque 4 - matemáticas
 
3er grado bloque 4 - español
3er grado   bloque 4 - español3er grado   bloque 4 - español
3er grado bloque 4 - español
 
Solucionario 3 grado de Libros de Texto
Solucionario 3 grado de Libros de TextoSolucionario 3 grado de Libros de Texto
Solucionario 3 grado de Libros de Texto
 

Similar a Contenido

Novena en honor de san juan eudes 97 (1)
Novena en honor de san juan eudes 97 (1)Novena en honor de san juan eudes 97 (1)
Novena en honor de san juan eudes 97 (1)
asosa2012
 
Adviento 2018
Adviento 2018Adviento 2018
Tres días para formar a Jesús
Tres días para formar a JesúsTres días para formar a Jesús
Tres días para formar a Jesús
Unidad de Espiritualidad Eudista
 
Triduo eudista 2020
Triduo eudista 2020 Triduo eudista 2020
Triduo eudista 2020
Unidad de Espiritualidad Eudista
 
Novena san Juan Eudes - 2023
Novena san Juan Eudes - 2023Novena san Juan Eudes - 2023
Novena san Juan Eudes - 2023
Unidad de Espiritualidad Eudista
 
Triduo Eudista: Jesucristo, Sumo y Eterno Sacerdote; El Corazón de Jesús y el...
Triduo Eudista: Jesucristo, Sumo y Eterno Sacerdote; El Corazón de Jesús y el...Triduo Eudista: Jesucristo, Sumo y Eterno Sacerdote; El Corazón de Jesús y el...
Triduo Eudista: Jesucristo, Sumo y Eterno Sacerdote; El Corazón de Jesús y el...
Unidad de Espiritualidad Eudista
 
El camino de mi fe. grupo de reflexión
El camino de mi fe. grupo de reflexiónEl camino de mi fe. grupo de reflexión
El camino de mi fe. grupo de reflexión
Norka C. Risso Espinoza
 
Mensaje del papa jornada mundial de oración vocaciones
Mensaje del papa jornada mundial de oración vocacionesMensaje del papa jornada mundial de oración vocaciones
Mensaje del papa jornada mundial de oración vocaciones
Pasjuvomer Mercedaria
 
Vocaciones mensajepapa
Vocaciones mensajepapaVocaciones mensajepapa
Vocaciones mensajepapa
Pasjuvomer Mercedaria
 
Fam deh jul agos 2010
Fam deh jul agos 2010Fam deh jul agos 2010
Fam deh jul agos 2010
Jose Antonio Casale Idoype
 
Fam deh puente jul agos 2010
Fam deh puente jul agos 2010Fam deh puente jul agos 2010
Fam deh puente jul agos 2010
Jose Antonio Casale Idoype
 
Viernes santo etapa rieti
Viernes santo etapa rietiViernes santo etapa rieti
Viernes santo etapa rieti
franfrater
 
Triduo Eudista 2017
Triduo Eudista 2017Triduo Eudista 2017
Carta apostólica del Papa Francisco a los consagrados
Carta apostólica del Papa Francisco a los consagradosCarta apostólica del Papa Francisco a los consagrados
Carta apostólica del Papa Francisco a los consagrados
Pasjuvomer Mercedaria
 
Enseñanzas del papa fracisco no.9
Enseñanzas del papa fracisco no.9Enseñanzas del papa fracisco no.9
Enseñanzas del papa fracisco no.9
monica eljuri
 
Boletín hermano lobo marzo 2016
Boletín hermano lobo marzo 2016Boletín hermano lobo marzo 2016
Boletín hermano lobo marzo 2016
franfrater
 
Triduo Eudista
Triduo EudistaTriduo Eudista
Itinerario espiritual para semana santa
Itinerario espiritual para semana santa Itinerario espiritual para semana santa
Itinerario espiritual para semana santa
Unidad de Espiritualidad Eudista
 
Novena de Pentecostés con textos de san Juan Eudes
Novena de Pentecostés con textos de san Juan EudesNovena de Pentecostés con textos de san Juan Eudes
Novena de Pentecostés con textos de san Juan Eudes
Unidad de Espiritualidad Eudista
 
Triduo al Corazón Santo de María
Triduo al Corazón Santo de MaríaTriduo al Corazón Santo de María
Triduo al Corazón Santo de María
Unidad de Espiritualidad Eudista
 

Similar a Contenido (20)

Novena en honor de san juan eudes 97 (1)
Novena en honor de san juan eudes 97 (1)Novena en honor de san juan eudes 97 (1)
Novena en honor de san juan eudes 97 (1)
 
Adviento 2018
Adviento 2018Adviento 2018
Adviento 2018
 
Tres días para formar a Jesús
Tres días para formar a JesúsTres días para formar a Jesús
Tres días para formar a Jesús
 
Triduo eudista 2020
Triduo eudista 2020 Triduo eudista 2020
Triduo eudista 2020
 
Novena san Juan Eudes - 2023
Novena san Juan Eudes - 2023Novena san Juan Eudes - 2023
Novena san Juan Eudes - 2023
 
Triduo Eudista: Jesucristo, Sumo y Eterno Sacerdote; El Corazón de Jesús y el...
Triduo Eudista: Jesucristo, Sumo y Eterno Sacerdote; El Corazón de Jesús y el...Triduo Eudista: Jesucristo, Sumo y Eterno Sacerdote; El Corazón de Jesús y el...
Triduo Eudista: Jesucristo, Sumo y Eterno Sacerdote; El Corazón de Jesús y el...
 
El camino de mi fe. grupo de reflexión
El camino de mi fe. grupo de reflexiónEl camino de mi fe. grupo de reflexión
El camino de mi fe. grupo de reflexión
 
Mensaje del papa jornada mundial de oración vocaciones
Mensaje del papa jornada mundial de oración vocacionesMensaje del papa jornada mundial de oración vocaciones
Mensaje del papa jornada mundial de oración vocaciones
 
Vocaciones mensajepapa
Vocaciones mensajepapaVocaciones mensajepapa
Vocaciones mensajepapa
 
Fam deh jul agos 2010
Fam deh jul agos 2010Fam deh jul agos 2010
Fam deh jul agos 2010
 
Fam deh puente jul agos 2010
Fam deh puente jul agos 2010Fam deh puente jul agos 2010
Fam deh puente jul agos 2010
 
Viernes santo etapa rieti
Viernes santo etapa rietiViernes santo etapa rieti
Viernes santo etapa rieti
 
Triduo Eudista 2017
Triduo Eudista 2017Triduo Eudista 2017
Triduo Eudista 2017
 
Carta apostólica del Papa Francisco a los consagrados
Carta apostólica del Papa Francisco a los consagradosCarta apostólica del Papa Francisco a los consagrados
Carta apostólica del Papa Francisco a los consagrados
 
Enseñanzas del papa fracisco no.9
Enseñanzas del papa fracisco no.9Enseñanzas del papa fracisco no.9
Enseñanzas del papa fracisco no.9
 
Boletín hermano lobo marzo 2016
Boletín hermano lobo marzo 2016Boletín hermano lobo marzo 2016
Boletín hermano lobo marzo 2016
 
Triduo Eudista
Triduo EudistaTriduo Eudista
Triduo Eudista
 
Itinerario espiritual para semana santa
Itinerario espiritual para semana santa Itinerario espiritual para semana santa
Itinerario espiritual para semana santa
 
Novena de Pentecostés con textos de san Juan Eudes
Novena de Pentecostés con textos de san Juan EudesNovena de Pentecostés con textos de san Juan Eudes
Novena de Pentecostés con textos de san Juan Eudes
 
Triduo al Corazón Santo de María
Triduo al Corazón Santo de MaríaTriduo al Corazón Santo de María
Triduo al Corazón Santo de María
 

Más de asosa2012

Clemente de alejandria
Clemente de alejandriaClemente de alejandria
Clemente de alejandria
asosa2012
 
Modulo 0
Modulo 0Modulo 0
Modulo 0
asosa2012
 
Modulo 4
Modulo 4Modulo 4
Modulo 4
asosa2012
 
Modulo 3
Modulo 3Modulo 3
Modulo 3
asosa2012
 
Modulo 2
Modulo 2Modulo 2
Modulo 2
asosa2012
 
Modulo 1
Modulo 1Modulo 1
Modulo 1
asosa2012
 
Prière eudiste, ae venezuela 1
Prière  eudiste, ae venezuela 1Prière  eudiste, ae venezuela 1
Prière eudiste, ae venezuela 1asosa2012
 
Portada
PortadaPortada
Portada
asosa2012
 
360 años de la fiesta litúrgica del sacratísimo corazón de jesús
360 años de la fiesta litúrgica del sacratísimo corazón de jesús360 años de la fiesta litúrgica del sacratísimo corazón de jesús
360 años de la fiesta litúrgica del sacratísimo corazón de jesús
asosa2012
 
Mision itinerante
Mision itineranteMision itinerante
Mision itinerante
asosa2012
 
Oracion del 19 de mayo (1)
Oracion del 19 de mayo (1)Oracion del 19 de mayo (1)
Oracion del 19 de mayo (1)
asosa2012
 
Actitudes y practicas de jesús de nazaret
Actitudes y practicas de jesús de nazaretActitudes y practicas de jesús de nazaret
Actitudes y practicas de jesús de nazaret
asosa2012
 
Espiritualidad y carisma en santa maría eufrasia
Espiritualidad y carisma en santa maría eufrasiaEspiritualidad y carisma en santa maría eufrasia
Espiritualidad y carisma en santa maría eufrasia
asosa2012
 
Misión eudista
Misión eudistaMisión eudista
Misión eudista
asosa2012
 
Formar y educar para la vid atemblador 2011
Formar y educar para la vid atemblador 2011Formar y educar para la vid atemblador 2011
Formar y educar para la vid atemblador 2011
asosa2012
 

Más de asosa2012 (15)

Clemente de alejandria
Clemente de alejandriaClemente de alejandria
Clemente de alejandria
 
Modulo 0
Modulo 0Modulo 0
Modulo 0
 
Modulo 4
Modulo 4Modulo 4
Modulo 4
 
Modulo 3
Modulo 3Modulo 3
Modulo 3
 
Modulo 2
Modulo 2Modulo 2
Modulo 2
 
Modulo 1
Modulo 1Modulo 1
Modulo 1
 
Prière eudiste, ae venezuela 1
Prière  eudiste, ae venezuela 1Prière  eudiste, ae venezuela 1
Prière eudiste, ae venezuela 1
 
Portada
PortadaPortada
Portada
 
360 años de la fiesta litúrgica del sacratísimo corazón de jesús
360 años de la fiesta litúrgica del sacratísimo corazón de jesús360 años de la fiesta litúrgica del sacratísimo corazón de jesús
360 años de la fiesta litúrgica del sacratísimo corazón de jesús
 
Mision itinerante
Mision itineranteMision itinerante
Mision itinerante
 
Oracion del 19 de mayo (1)
Oracion del 19 de mayo (1)Oracion del 19 de mayo (1)
Oracion del 19 de mayo (1)
 
Actitudes y practicas de jesús de nazaret
Actitudes y practicas de jesús de nazaretActitudes y practicas de jesús de nazaret
Actitudes y practicas de jesús de nazaret
 
Espiritualidad y carisma en santa maría eufrasia
Espiritualidad y carisma en santa maría eufrasiaEspiritualidad y carisma en santa maría eufrasia
Espiritualidad y carisma en santa maría eufrasia
 
Misión eudista
Misión eudistaMisión eudista
Misión eudista
 
Formar y educar para la vid atemblador 2011
Formar y educar para la vid atemblador 2011Formar y educar para la vid atemblador 2011
Formar y educar para la vid atemblador 2011
 

Contenido

  • 1. BREVE INTRODUCCIÓN Más que una novena, que una devoción, proponemos un diálogo profundo con los textos de San Juan Eudes, como el Padre el Doctor y el Apóstol del culto litúrgico al Sagrado Corazón de Jesús y María. Se trata de un Santo de la Iglesia, el cual no es pertenencia de una familia espiritual específica, sino que su pensamiento espiritual sigue en vigencia para aquellos que desean ser formadores-evangelizadores en la pedagogía, el camino y los valores del Amor de Dios, manifestado en el Corazón de Cristo. Una espiritualidad que parte de lo más real, e histórico que tenemos como lo es el Corazón humano, válido para todas las culturas, y del que no sólo han escritos grandes fundadores, fundadoras, sino que hasta la misma ciencia médica, la psicología, han hecho grandes tratados sobre este importantísimo órgano elemental en la vida de todos los seres humanos. San Juan Eudes se fundamenta en hermosos textos de la Sagrada Escritura, de los que vale la pena entrar en conexión y diálogo con el mismo texto Bíblico, para que así nuestro Corazón se encuentre con aquel Corazón que nos lleva todos los días, a continuarlo y completarlo en la Venezuela compleja que cada ser humano vive. Es por ello que proponemos reflexionar un Valor para cada día, el cual debe ser trabajado desde la pedagogía del Evangelio, con aportes personales y comunitarios. Un anhelo que parte de nuestra propia experiencia y único voto hecho en el santo Bautismo: adhesión plena a Cristo, continuando con nuestras vidas la completación de la vida y obra de Jesús de Nazaret, que no llama a una opción preferencial: ser sus discípulos y misioneros del AMOR y de la misericordia en la sociedad Venezolana del siglo XXI. A la vez extendemos nuestra alegría Eudista a través de una carta reciente de su santidad Benedicto XVI al superior General de los Eudistas, la cual queremos compartirla con nuestros hermanos en la fe. Desde nuestra obra misionera (Temblador Estado Monagas) al Oriente del país, queremos lanzar esta humilde y sencilla propuesta, que sale del encuentro, la lectura, la meditación de los mismos textos de San Juan Eudes. En estos 338 de haber celebrado por primera vez la Fiesta al Corazón de Jesús queremos dedicar este trabajo al corazón humano de tantos jóvenes, sacerdotes eudistas, misioneros, asociados eudistas, amigos, (as) formandos, seminaristas, religiosos, religiosas. Y en especial a nuestra gente que viven en las barriadas caraqueñas, a mis hermanos los campesinos de Venezuela. Esquema a seguir: 1. Tiempo 15 min. Aproximadamente 2. Tema propuesto y valor. 3. Breve motivación 4. Lectura del Texto Bíblico 5. Breve Reflexión 6. Oración de entrega. 7. Saludo al Corazón de Jesús y María durante los 9 días. 1
  • 2. “San Juan Eudes, Movido por la lúcida conciencia de la gran necesidad de ayuda espiritual que experimentaban las almas precisamente a causa de la incapacidad de gran parte del clero, el santo, instituyó una congregación dedicada de manera específica a la formación de los sacerdotes. En la ciudad universitaria de Caen, fundó el primer seminario, experiencia sumamente apreciada, que muy pronto se amplió a otras diócesis. El camino de santidad, que él recorrió y propuso a sus discípulos, tenía como fundamento una sólida confianza en el amor que Dios reveló a la humanidad en el Corazón sacerdotal de Cristo y en el Corazón maternal de María. En aquel tiempo de crueldad, de pérdida de interioridad, se dirigió al corazón para dejar en el corazón una palabra de los salmos muy bien interpretada por san Agustín. Quería recordar a las personas, a los hombres, y sobre todo a los futuros sacerdotes, el corazón, mostrando el Corazón sacerdotal de Cristo y el Corazón maternal de María. El sacerdote debe ser testigo y apóstol de este amor del Corazón de Cristo y de María.” BENEDICTO XVI: LA SENDA DE JUAN EUDES PARA PENETRAR EN EL ABISMO DE AMOR. Intervención durante la audiencia general CASTEL GANDOLFO, miércoles 19 de agosto de 2009 CFR. ZENIT.org. http://www.eudistes.org/ 2
  • 3. Nueve días en Adoración, Gracia, perdón y entrega al Corazón de Jesús y María. Según la pedagogía en San Juan Eudes.  Día primero: Tema: “El Corazón de Jesús y María modelo de amor y misericordia para el cristiano de hoy” Valor: Unidad • ¿Qué es el Corazón de Jesús según San Juan Eudes? En nuestro Salvador adoramos tres corazones que forman un solo Corazón por la estrecha unión que tiene entre sí. El primero es su Corazón Divino, amor increado, que es Dios mismo, amor que Él tiene, desde la eternidad en el ceno adorable de su Padre. El segundo es el Corazón espiritual de Jesús, su cuerpo santo, en la que el Espíritu Santo, vive y reina. Tesoro infinito de la ciencia y la sabiduría de Dios. El tercer Corazón de Jesús es el corporal, unido maravillosamente al verbo encarnado, formado con Espíritu Santo y la sangre virginal de la madre de amor. Este Corazón nos pertenece: nos lo han dado el Padre eterno, el Espíritu Santo, María y el mismo Jesús para que sea el refugio de nuestras necesidades, dudas y dificultades. Es nuestro tesoro1 . • Motivación: En medio de tanto egoísmo e individualismo que va dañando nuestra humanidad, nuestro Dios quiere que nos entreguemos a los demás para que mantengamos fortalecida la estrecha relación que ha hecho entre nuestro corazón y el de Su Padre. • Lectura bíblica: (Jn. 14, 23-31) Jesús le respondió: "Si alguno me ama, guardará mi Palabra, y mi Padre le amará, y vendremos a él, y haremos morada en él. El que no me ama no guarda mis palabras. Y la palabra que escucháis no es mía, sino del Padre que me ha enviado. Os he dicho estas cosas estando entre vosotros. Pero el Paráclito, el Espíritu Santo, que el Padre enviará en mi nombre, os lo enseñará todo y os recordará todo lo que yo os he dicho. Os dejo la paz, mi paz os doy; no os la doy como la da el mundo. No se turbe vuestro corazón ni se acobarde. Habéis oído que os he dicho: "Me voy y volveré a vosotros."Si me amarais, os alegraríais de que me fuera al Padre, porque el Padre es más grande que yo. Y os lo digo ahora, antes de que suceda, para que cuando suceda creáis. Ya no hablaré muchas cosas con vosotros, porque llega el Príncipe de este mundo. En mí no tiene ningún poder; pero ha de saber el mundo que amo al Padre y que obro según el Padre me ha ordenado. Levantaos. Vámonos de aquí." • Breve reflexión: Hacer nuestras acciones cotidianas con el fin de construir una parte del gran proyecto cristiano es por lo que debemos esforzarnos, pues, si en verdad nos hacemos llamar seguidores de Cristo, tendremos que dedicarnos a hacer lo que hacemos comúnmente, pero sabiendo que contamos con la ayuda del amor que Jesús nos regala en su Corazón. De tal modo, hay una relación de amor entre Jesús y nosotros lo cual nos hace une de tres modos; con el “Corazón Divino” que el mismo Dios se ha dignado en obsequiarnos, con el “Corazón espiritual” que nos da la vida en libertad y el con el “Corazón corporal” con el que nos hacemos verdaderos humanos. Revisemos por un momento nuestro corazón y preguntémonos: ¿En realidad estoy correspondiendo al amor que Jesús me brinda con su Corazón? ¿Se me dificultad realizar actividades en equipo? ¿Mis relaciones con los demás son signo de unidad? • Oración de entrega: 1 Leccionario Propio de la Liturgia de las Horas, Nº 43, pág. 120. 3
  • 4. Señor, tú nos enseñas con dulzura y paciencia según nuestra vocación, a ser un solo cuerpo y un solo espíritu. Nos comprometemos juntos a trabajar por la reconciliación, la paz y la justicia y juntos te imploramos; ayúdanos a vivir como discípulos tuyos, para vencer el egoísmo y la arrogancia, el odio y la violencia; concédenos la fuerza de perdonar. Haz de nosotros latidos de tu corazón, para que en nuestros hogares y comunidades, en nuestras parroquias y en nuestro país resuene cada vez más, el eco de la paz, que tu largamente deseas concedernos. Amén. • Saludo al Corazón de Jesús y María  Día segundo Tema: “El sacerdote, servidor fiel, según el Corazón de Dios”. Valor: Fidelidad • “El sacerdote Pastor según el Corazón de Dios” "El Sacerdote es Jesucristo que vive y camina sobre la tierra. Porque ocupa su lugar, representa su persona, obra en su nombre y se halla revestido de su autoridad. Como me envió mi Padre, así los envío yo, dice el Señor (Jn 20, 21). Es decir: "Los envío para desterrar las tinieblas del pecado que cubren la tierra, y para iluminar al mundo con la luz celestial. Los envío para destruir la tiranía del pecado y establecer el reino de Dios. Los envío para continuar en la tierra la vida que yo llevé y las obras que realicé. Los envío para continuar mi oficio de mediador entre Dios y los hombres, de juez y de salvador". En esta obra nuestro Señor Jesús ha empleado todos los instantes de su vida terrena, sus pensamientos, palabras y acciones, sus trabajos, su sangre y su vida. Por eso los sacerdotes y particularmente los pastores deben entregar a esta obra su corazón, su espíritu, sus pensamientos y afectos, todo su tiempo, todas sus fuerzas y mil vidas si las tuvieran, para poder decir con san Pablo: Me consumiré yo mismo todo entero por el bien de vuestras almas (2Co 12,15), porque si por su negligencia llegara a perderse uno de sus hermanos, todas las heridas de Jesucristo y la sangre por Él derramada para salvarlo clamarían contra ellos en el día del juicio: Y a ti te pediré cuenta de su sangre (Ez 3,18). De manera que un sacerdote es Cristo que vive y camina sobre la tierra. De ahí que nuestra vida y costumbres deban ser una imagen viva y perfecta o mejor dicho una continuación de la vida y costumbres de Jesucristo. Esto nos obliga a cuidar cuidadosamente lo que Cristo ensenó y realizó, las virtudes que practicó, su manera de vivir y de actuar, y el horror que tuvo al pecado, para continuarlos y expresarlos en toda nuestra vida". • Motivación: Durante estos tiempos de crisis clerical, en donde la Iglesia ha tenido que cargar con pecados de infidelidad, pederastia y abusos sexuales, es menester volver nuevamente a la vida de Jesús, pues, Él nos pide hoy que le seamos fieles a su llamado. Pidamos por todos los sacerdotes del mundo para que Dios les colme sus corazones de fidelidad y amor. • Fundamento Bíblico: (Jn. 10, 1-10) "En verdad, en verdad os digo: el que no entra por la puerta en el redil de las ovejas, sino que escala por otro lado, ése es un ladrón y un salteador; pero el que entra por la puerta es pastor de las ovejas. A éste le abre el portero, y las ovejas escuchan su voz; y a sus ovejas las llama una por una y las saca fuera. Cuando ha sacado todas las suyas, va delante de ellas, y las ovejas le siguen, porque conocen su voz. Pero no seguirán a un extraño, sino que huirán de él, porque no conocen la voz de los extraños." Jesús les dijo esta parábola, pero ellos no comprendieron lo que les hablaba. Entonces Jesús les dijo de nuevo: "En verdad, en verdad os digo: yo soy la puerta de las ovejas. 4
  • 5. Todos los que han venido delante de mí son ladrones y salteadores; pero las ovejas no les escucharon. Yo soy la puerta; si uno entra por mí, estará a salvo; entrará y saldrá y encontrará pasto. El ladrón no viene más que a robar, matar y destruir. Yo he venido para que tengan vida y la tengan en abundancia. • Breve reflexión: Para comprender nuestro papel de cristianos se hace necesario conocer quién es un “Sacerdote” o “Pastor”, y Juan Eudes claramente nos ilumina diciéndonos que es otro Cristo en la tierra, por ello, se esmera en hacer la Voluntad del Padre y apacentar su rebaño. En este sentido, Alonso Schöcker en uno de los comentarios a la Biblia el Peregrino afirma que: “Tanto la Iglesia primitiva como la nuestra de hoy sabe que su existencia y su razón de ser están ligadas a la fidelidad a la misión de Jesús: hacer presente la novedad absoluta del reinado de Dios, que desde Jesús no se define tanto por la ortodoxia como por la praxis de liberación de los pobres y desheredados de este mundo. Por tanto, para que los pastores puedan guiar sus ovejas por el redil, se necesita de parte nuestra la fidelidad a la misión de Jesús, que conste de testimonio y rectitud de corazón. El buen pastor está dispuesto al sacrificio, conoce íntimamente a sus ovejas y se sacrifica por ellas, no permitamos que los ladrones y salteadores destruyan lo que Jesús quiso que viviéramos. • Oración de entrega: Adoramos a Jesús, servidor fiel y predilecto del Padre, consagrado por su Espíritu para llevar a los pobres el Evangelio de la Salvación. Agradezcámosle por haber amado a los suyos hasta el extremo, tomando sobre sí sus sufrimientos y sus pecados. Pidámosle perdón por nuestra falta de sensibilidad ante el dolor y la miseria ajenos y por nuestra poca generosidad para servir a los demás. Renunciemos a nuestro egoísmo y démonos a él para que nos ayude a vivir nuestra consagración a la obra de salvación del mundo. • Saludo al Corazón de Jesús y María  Día tercero Tema: “El Corazón de Jesús y María fuente de los Derechos Humanos” Valor: Solidaridad “El Corazón de Jesús nos ama con amor eterno e inmenso” El divino Corazón de nuestro Salvador reboza de amor eterno por nosotros. Dos elementos forman la eternidad: el primero es que no tiene ni comienzo ni fin; el segundo, que encierra en sí los tiempos pasados, presentes y futuros, los años, meses, semanas , días, horas y momentos, en forma estable y permanente porque están unidos entre sí como en un punto indivisible. En eso difiere del tiempo pues éste pasa incesantemente; de suerte que, cuando un momento llega, el otro se desliza y se pierde. Y no pueden verse dos momentos de tiempo juntos. Pero en la eternidad todo es permanente y lo que es eterno permanece siempre con la misma consistencia. El amor eterno del Corazón de Jesús por nosotros comprende así dos cosas: la primera que ese Corazón incomparable nos ha amado desde toda la eternidad antes de que existiéramos, antes de que lo conociéramos y amáramos, y ello a pesar de ver las ofensas que íbamos a cometer contra él, presentes ante él como lo son ahora. La segunda es que en cada momento nos ama con todo el amor con que nos ha amado y nos amará en todos los instantes que puedan imaginarse en toda la eternidad. De donde ya podernos deducir la diferencia entre el amor de Dios y el nuestro. Porque nuestro amor es una acción pasajera, no así el de Dios, pues el amor que ha desplegado por nosotros desde hace cien mil años está todavía en su Corazón con el que ejercerá dentro de cien mil años. Porque la eternidad hace que en Dios no haya ni pasado ni futuro sino que todo esté presente; Dios nos ama en estos momentos con el mismo amor con que nos ha amado desde toda la eternidad y con el que nos amará por toda la eternidad. 5
  • 6. De haber vivido desde toda eternidad yo hubiera debido amarte, Dios mío, con amor eterno, no sé si he empezado siquiera a amarte como debo. Pero al menos quiero comenzar ahora, Salvador mío, a amarte tanto como tú quieres que te ame. Me doy a ti, Dios de mi corazón, para unirme al amor con el que me amas desde toda eternidad para amarte en ese mismo amor. Me doy también a ti para unirme al amor con que tu Padre te ama y al amor con que amas a tu Padre antes de todos los siglos, para amar al Padre y al Hijo con amor eterno. Jaculatoria: ¡Tarde te he amado, bondad tan antigua y tan nueva, tarde te he amado!2 • Fundamentación Bíblica (Jn. 6, 1-14) Después de esto, se fue Jesús a la otra ribera del mar de Galilea, el de Tiberíades, y mucha gente le seguía porque veían los signos que realizaba en los enfermos. Subió Jesús al monte y se sentó allí en compañía de sus discípulos. Estaba próxima la Pascua, la fiesta de los judíos. Al levantar Jesús los ojos y ver que venía hacia él mucha gente, dice a Felipe: "¿Dónde nos procuraremos panes para que coman éstos?" Se lo decía para probarle, porque él sabía lo que iba a hacer. Felipe le contestó: "Doscientos denarios de pan no bastan para que cada uno tome un poco." Le dice uno de sus discípulos, Andrés, el hermano de Simón Pedro: "Aquí hay un muchacho que tiene cinco panes de cebada y dos peces; pero ¿qué es eso para tantos?" Dijo Jesús: "Haced que se recueste la gente." Había en el lugar mucha hierba. Se recostaron, pues, los hombres en número de unos cinco mil. Tomó entonces Jesús los panes y, después de dar gracias, los repartió entre los que estaban recostados y lo mismo los peces, todo lo que quisieron. Cuando se saciaron, dice a sus discípulos: "Recoged los trozos sobrantes para que nada se pierda." Los recogieron, pues, y llenaron doce canastos con los trozos de los cinco panes de cebada que sobraron a los que habían comido. Al ver la gente el signo que había realizado, decía: "Este es verdaderamente el profeta que iba a venir al mundo. • Breve reflexión: No se contenten con amar a un Dios infinitamente amable valiéndose de la inmensa pequeñez del corazón humano que está en su cuerpo y en su alma; es demasiado poco, no es nada. Si no, ámenlo con todo su gran Corazón. En efecto, "renuncien a su propio corazón, es decir, a su amor propio, y dense a Jesús para entrar en la inmensidad de su gran Corazón que comprende el Corazón de su santa Madre y de todos sus santos, que todos juntos no hacen sino un solo Corazón, y para perderse en ese abismo de amor, de caridad, de misericordia y de humildad, de pureza, de paciencia, de sumisión y de santidad. No solamente pueden, sino que deben hacer uso de él, para amar y alabar a Dios." (OC VI, 263 -264). ¿Pero nuestro propio corazón es capaz de lograrlo? El Señor de la vida ha confiado a los hombres la insigne misión de conservar la vida, misión que ha de llevarse a cabo de modo digno del hombre. Por tanto, la vida desde su concepción ha de ser salvaguardada con el máximo cuidado. (Concilio Vaticano II, Gaudium et spes, 51). "Tener entera caridad para con el prójimo" (OC VIII, 318) Todo individuo tiene derecho a la vida, a la libertad y a la seguridad de su persona, (Artículo 3) Declaración Universal de los Derechos humanos. Los Eudistas, y todo cristiano tiene la obligación en solidarizarse, y a la vez vincularse al concepto universal, que se derivan del derecho internacional, tales son los adoptados en 1966 por la Asamblea de las Naciones Unidas en 1966. Tales elementos son: la libertad, la igualdad y la participación. La teología cristiana ha reflexionado a lo largo de los siglos sobre la dignidad de la vida humana (solidaridad). Motivados pues por las circunstancias históricas del país debemos reafirmar que Dios, es el Señor de la vida. • Oración de entrega: 2 Del libro de Obras Escogidas, “ocho meditaciones sobre el divino Corazón de Jesús”, 1ed., pág. 601-602 6
  • 7. Señor quiero bajar contigo al lugar de los pobres, que siguen siendo oprimidos y explotados. Pero que esto no sea un sueño, ni una ilusión vacía. Señor no quisiera acomodarme a los medios que me has dado, tampoco vivir hipócritamente bajo un yugo sostenido por el poder y la ostentación del egoísmo, el placer y el dinero. Señor ayúdame a bajarme para yo poder solidariamente ir con ellos. • Saludo al Corazón de Jesús y María  Día cuarto Tema: “María ha amado y amará a Cristo desde lo más íntimo de su corazón” Valor: Amor. • ¿Qué se entiende por Corazón de la Santa Virgen? 3 Si me preguntas qué se entiende por santísimo Corazón de la santa Virgen es importante que antes tengas en cuenta que el término corazón tiene diversos sentidos en la Sagrada Escritura. Significa el corazón material y corporal que llevamos dentro del pecho; él es la parte más noble del cuerpo humano, principio de la vida, primero en vivir y último en morir; es la sede del amor, del odio, de la alegría, de la tristeza, del miedo y demás pasiones del alma. De este corazón habla el Espíritu Santo cuando dice: Por encima de todo guarda tu corazón porque de él brota la vida. Como si dijera: si diriges y regulas las pasiones y movimientos de tu corazón, ajustándolos a la razón y al espíritu de Dios, gozarás de vida corporal larga y tranquila y de vida espiritual santa y honrada. Pero si ellas se enseñorean de tu corazón te darán muerte temporal y eterna. El término corazón se emplea en la Sagrada Escritura para significar la memoria como cuando dice el Señor a los apóstoles: Poneos en el corazón que no tenéis que preparar vuestra defensa, es decir: acordaos cuando os lleven por causa de mi nombre ante los reyes y los jueces de que no debéis preocuparos de lo que vais a responder. Sabiendo entonces, lo que significa Corazón; “¡Cuánta veneración se merece ese corazón sensible y corporal de la Madre de Dios que ha sido el principio de la vida humana del Niño Jesús cuando habitaba en sus benditas entrañas! En efecto, mientras un niño estáen el vientre materno el corazón de la madre es fuente de la vida tanto del hijo como de la suya propia en total y mutua dependencia”. Y continúa diciendo Juan Eudes: “Podemos afirmar por consiguiente que por haber sido este Corazón ardiente de amor y de caridad el que la constituyó Madre de Jesús, ese mismo Corazón la hizo Madre de todos los miembros de Jesús”. • Motivación: Sabiendo que nuestro corazón, según San Juan Eudes, es aquel que llevamos en el pecho (corporal- material). Es la parte más noble del cuerpo humano, principio de la vida, primero en vivir y último en morir, sede de las pasiones del alma. Está referido a la memoria y al entendimiento. Expresa la voluntad libre, la parte suprema del alma; “la punta del espíritu” y el interior del Hombre. Es el Espíritu Santo como corazón de la Trinidad, el Hijo de Dios como corazón del Padre. Es la facultad y capacidad de amar. ¡No podemos desperdiciar este grandioso tesoro!, por eso, no debemos nuca dejar de amar y perdonar. • Lectura bíblica: (Lc. 1, 26-35) Al sexto mes envió Dios el ángel Gabriel a una ciudad de Galilea, llamada Nazaret, a una virgen desposada con un hombre llamado José, de la casa de David; el nombre de la virgen era María. Y, entrando, le dijo: "Alégrate, llena de gracia, el Señor está contigo." Ella se conturbó por estas palabras y se preguntaba qué significaría aquel saludo. El ángel le dijo: "No temas, María, porque has hallado gracia delante de Dios; vas a concebir en el seno y vas a dar a luz un hijo a quien pondrás por nombre Jesús. Él será grande, se le llamará Hijo del Altísimo y el Señor Dios le dará el trono de David, su padre; reinará sobre la casa de Jacob por los siglos y su reino no tendrá fin." María respondió al ángel: "¿Cómo será esto, puesto que no conozco varón?" 3 Del libro Obras Escogidas. Corazón de la Virgen María. Pág. 492-501. 7
  • 8. El ángel le respondió: "El Espíritu Santo vendrá sobre ti y el poder del Altísimo te cubrirá con su sombra; por eso el que ha de nacer será santo y se le llamará Hijo de Dios. Breve Reflexión: Dios es todo Amor. El podría haber optado entre muchos caminos para salvar al hombre. Sin embargo, su amor infinito le ha llevado a elegir el "camino" de la encarnación. Se ha hecho uno de nosotros, para salvarnos desde nuestra propia condición humana. Lo sorprendente es que para salvar al hombre, se ha hecho hombre. O dicho de otro modo, el que venía a "sanar" nuestro corazón enfermo, ha querido hacerlo sirviéndose para ello de un "corazón de hombre" el Corazón de Jesús y María como instrumento de salvación. Madre del Amor hermoso, te rogamos nos perdones cuando ofendemos a tu Hijo amado y te ofendemos a ti, al no ser fieles, no honrarte y amarte, cuando nuestro fin es fidelidad, perfección y gloria, consiste en que nuestros corazones sean imagen viva de tu sagrado corazón así como es imagen perfecta del corazón adorable de Jesús. • Oración de entrega: Por tu misericordia, oh Dios, y por la intercesión del Santísimo Corazón de la Bienaventurada Virgen María, aleja de nosotros las concupiscencias de la carne y de los ojos y la ambición, para que me pueda entregar a Ti, en el fuego de tu amor y en la llama de la eterna caridad. Amén. • Saludo al Corazón de Jesús y María  Día quinto Tema: “El Corazón de Jesús milagro eucarístico” Valor: Fe. • “El Corazón de Jesús, hoguera de amor en el Santísimo Sacramento”4 Si abrimos los ojos de la fe para contemplar los efectos de la bondad inefable que nuestro Salvador tiene por nosotros en este adorable misterio descubriremos ocho llamas de amor que salen continuamente de esa admirable hoguera. La primera llama consiste en que el amor inconcebible del Corazón de Jesús que lo llevó a encerrarse en ese sacramento lo obliga a permanecer allí continuamente, día y noche, para estar siempre con nosotros y realizar sus palabras: "Yo estaré con vosotros todos los días hasta el fin del mundo"… La segunda de esta hoguera ardiente es el amor del Corazón adorable de nuestro Salvador que le asigna importantes ocupaciones en favor nuestro en ese sacramento. La tercera llama de nuestra hoguera es el amor infinito de nuestro redentor por el cual su amor obra diversos prodigios en este sacramento… La cuarta llama está señalada en las palabras del Espíritu Santo por boca del príncipe de los apóstoles: Dios ha enviado a su Hijo para bendeciros… La quinta llama es su amor inmenso por el que comparte con nosotros todos los tesoros de gracia y santidad que adquirió en la tierra… La sexta llama consiste en su amor ardentísimo que lo mantiene siempre dispuesto no sólo a enriquecemos con los dones y gracias adquiridos por su sangre sino también a darse a sí mismo en la santa Comunión… La séptima llama es el amor que lleva al Salvador a sacrificarse aquí continuamente por nosotros… La octava llama de esta hoguera es el amor que nuestro Redentor nos manifiesta cuando da a los hombres todos los testimonios de su bondad en el mismo instante en que recibe de ellos manifestaciones del odio más furioso imaginable… 4 Del libro de Obras Escogidas, “El Divino Corazón de Jesús”, capítulo IX, 571. 8
  • 9. • Motivación: En esta época de debilitamiento cristiano y poco compromiso, aún hay algo que nos mantiene fortalecidos; la FE. Tenemos entonces el reto de continuar lo que las primeras comunidades vivieron: “y se mantenían constantes en la enseñanza de los apóstoles, en la comunión, en la fracción del pan y en las oraciones” (Hch. 2, 42). • Fundamento Bíblico: (1 Cor. 11, 23-26) Porque yo recibí del Señor lo que os he transmitido: que el Señor Jesús, la noche en que fue entregado, tomó pan, y después de dar gracias, lo partió y dijo: “Este es mi cuerpo que se da por vosotros; haced esto en recuerdo mío”. Asimismo también la copa después de cenar diciendo: "Esta copa es la Nueva Alianza en mi sangre. Cuantas veces la bebiereis, hacedlo en recuerdo mío”. Pues cada vez que coméis este pan y bebéis esta copa, anunciáis la muerte del Señor, hasta que venga. • Breve reflexión: Hoy día la mentalidad del venezolano se distingue por ser tolerante, relativista, pluralista, con un ecumenismo religioso espiritual amplio y por eso rechaza con fuerza las pretensiones totalitarias de la verdad, hechas por particulares, cualesquiera que sean ellos: estado, partido, clase, raza, cultura o religión. En este sentido, se hace difícil vivir nuestra fe y peor aún, vivirla en comunidad. Pero, frente a esta situación es gratificante saber que contamos de manera incondicional con “Jesús”, el cual, siempre se mantiene disponible para nosotros en la hostia sagrada haciendo posible que nos alimentemos y recibamos bendiciones, vida y liberación. ¡Qué gran beneficio tiene el cristiano en la Eucaristía! No dejemos perder el gran tesoro que nuestra Iglesia ofrece. • Oración de entrega: Adoremos a Dios que nos manifiesta su amor quedándose con nosotros para siempre. Agradezcamos por las gracias que de este sacramento derrama sobre nosotros. Pidámosle perdón por nuestras faltas a este santísimo sacramento, y no valorar como es debido este continuo sacrificio de amor y esperanza. Finalmente entreguémonos a las llamas de su amor para que muramos mil veces antes de ofenderle y pidámosle a su santa madre que nos conceda la gracia de amarle cada día mucho más. • Saludo al Corazón de Jesús y María  Día sexto Tema: El Corazón de Jesús y María es por excelencia Santo Valor: Santidad • “El Corazón de Jesús es amor que purifica y santifica”5 El Jesús es una hoguera que envía sus llamas en todas las direcciones, en el cielo, en la tierra y en todo el universo, y encienden los corazones de los serafines y encendería todos los corazones humanos si los hielos del pecado no lo impidieran. 5 (DEL LIBRO DE SAN JUAN EUDES, PRESBÍTERO, «SOBRE EL ADMIRABLE CORAZÓN DE JESÚS». 12: Oeuvres Comnletes 8. 350-352.) 9
  • 10. El Corazón de nuestro Redentor rebosa un amor extraordinario por los hombres buenos y malos, amigos y enemigos. Es un amor tan ardiente que. Todos los torrentes y diluvios de sus pecados no logran apagarlo: Las aguas torrenciales no podrían apagar el amor. ¡Llamas sagradas del Corazón de mi Salvador, venid a encender mi corazón y el de todos mis hermanos! ¡Oh, Madre de Jesús, ángeles, santos y santas de Jesús, me entrego a todos vosotros y os entrego también a todos mis hermanos y hermanas y a todos los habitantes de la tierra para que nos sumerjáis en lo más profundo de esta hoguera de amor! • Motivación: En nuestra sociedad la santidad ha quedado reservada únicamente para aquellos que tienen una conducta irreprochable y deseos de vivir con rectitud, sin embargo, se deja de lado lo que la Escritura nos dice: “Sean Santos porque Yo soy santo”. Dispongamos nuestro corazón al seguimiento que nos pide Jesucristo y pongamos en práctica la justicia, la misericordia y el amor, y así, podremos asumir la santidad que Jesús quiere y no la que la sociedad nos exige. • Fundamento bíblico: (1 Pe. 1, 13-16) Por lo tanto, tengan listo su espíritu, vivan sobriamente y confiadamente esa gracia que se les concederá cuando se revele Jesucristo. Como hijos obedientes no vivan de acuerdo a los deseos de antes, cuando vivían en la ignorancia; por el contrario como el que los llamó es santo, sean también ustedes santos en toda su conducta; porque así está escrito: Sean santos, porque yo soy santo. Breve reflexión: Pablo nos recuerda a cada instante que estamos muertos y que nuestra vida está oculta con Cristo en Dios; que el Padre eterno nos vivificó juntamente con Cristo y en Cristo, es decir, que nos hace vivir no sólo con él sino en él y de su misma vida; que debemos manifestar la vida de Jesús en nuestro cuerpo; que Jesucristo es nuestra vida y que vive en nosotros: Yo vivo -nos dice san Pablo- pero ya no yo, es Cristo el que vive en mí. Rogamos a Dios que nos haga capaces de llevar el nombre de cristianos, y que la santidad pueda ser signo de vida y esperanza. Así, Pablo muestra con evidencia que Cristo debe vivir en nosotros, que su vida debe ser nuestra vida; que sólo en él debemos vivir y que nuestra vida ha de ser continuación y expresión de la suya. Que si tenemos derecho a vivir en la tierra es para llevar, manifestar, santificar, glorificar y hacer vivir y reinar en nosotros el nombre, la vida, las cualidades y perfecciones, las disposiciones e inclinaciones, las virtudes y acciones de Jesús. • Oración de entrega: Te adoro, Jesús, en el momento en que pronuncias aquellas palabras: Aprendan de mí que soy manso y humilde de corazón, y encontrarán su descanso (Mt 11, 29). Adoro los pensamientos, los designios y el amor que entonces tuviste hacia mí. Me entrego a ti para cumplir tu designio y para producir el fruto de esas palabras. No permitas que te ponga impedimento. Destruye lo que en mí es contrario a la mansedumbre y a tu santidad6 . • Saludo al Corazón de Jesús y María  Día séptimo Tema: El Corazón de Jesús y María modelo de convivencia 6 Del libro de Formar a Jesús en Nosotros, pág. 38. 10
  • 11. Valor: Sinceridad ¿Qué debemos hacer para amar el Corazón de Jesús? ¿Quieres dar una gran alegría a tu Salvador y hacer que tu corazón esté alegre y contento, y que comiences tu paraíso en la tierra? Ama a tu Salvador sobre todas las cosas y a tu prójimo como a ti mismo. Eso es todo. Oh Jesús, te doy enteramente mi corazón. Madre de Jesús, te lo doy también, con los corazones de mis hermanos y hermanas; ofrécelos, Le ruego, a tu Hijo y ruégale que tome de ellos posesión plena y eterna. Oh Creador mío, te debo más que mi cuerpo y mi alma porque me has dado los tuyos, tu vida y a ti mismo. ¿Cómo te pagaré? Si yo tuviera millones de vida y te las ofreciera millones de veces en cada momento nada sería. Pero como tengo tanta obligación contigo y nada puedo pagarte, ven tu mismo y ejecútame y toma lo que tengo. Te ofrezco las potencias de mi alma, los sentidos de mi cuerpo, todos mis miembros, mi corazón y mis entrañas; los sacrifico por entero a tu adorable voluntad para que ella haga con ellos lo que le sea más agradable. No quiero ojos sino para mirar lo que tú quieres que mire, ni oídos sino para obedecer a tu santa palabra. Que me arranquen la lengua si no me sirvo de ella sino para bendecirte; que mi corazón estalle en mi pecho si no te ama; que pierda la memoria si no me sirve para acordarme de u; que me falle la razón si no te conozco y te admiro; que me corten las manos si no las empleo en tu servicio. No quiero pies sino para buscarte y seguirte. No quiero voluntad sino para querer o no querer según lo dispongas; lo que más deseo en todas las cosas es tu beneplácito. Haz de mí lo que tú quieres puesto que has hecho por mí más de lo que yo me hubiera atrevido a querer o desear. Me abandono enteramente entre tus manos, Dios mío, que quieres mi bien más que yo mismo, pues eres el único en conocerlo y el único que puede concedérmelo7 . • Motivación: Vivir hoy día el mensaje de Jesús ocasiona división, y se hace casi imposible. Ya el apóstol Pedro en su Primera Carta lo decía: “estén siempre dispuestos a defenderse contra los que les exigen dar razón de la esperanza que hay en ustedes” (1Pe 3,15). No podemos dejar que el otro siempre tome las decisiones por mí; asumir con sinceridad los errores es tarea de todos. • Fundamento bíblico: (Lc. 12, 49-53) He venido a echar fuego en la tierra. ¡Y cómo quisiera que ya estuviese encendido! Tengo un bautismo con que ser bautizado, ¡y cómo me angustio hasta que se cumpla! ¿Pensáis que he venido a dar paz en la tierra? ¡Os digo que no, sino a causar división! Porque de aquí en adelante cinco en una casa estarán divididos: tres contra dos y dos contra tres. El padre estará dividido contra el hijo, y el hijo contra el padre; la madre contra la hija, y la hija contra la madre; la suegra contra su nuera, y la nuera contra su suegra. • Breve reflexión: El hombre no vale por su exterior: las riquezas que tiene, el rango social que ocupa, el brillo que lo rodea, la estimación de los demás, que con frecuencia se equivocan. El hombre vale por su interior. Ni la inteligencia, ni el talento, ni la habilidad lo hacen verdaderamente grande: puede poseer todo eso y ser un bandido, un criminal, un hombre vil. El hombre es lo que es su corazón, vale lo que vale su corazón, y su corazón vale lo que valga el objeto de su amor. Luego si quiero conocer mi valor, tengo que escudriñar mi corazón: si quiero ser grande, noble, santo, tengo que amar un objeto grande, noble y santo. ¿Lo encontraré en este mundo? Sí, en este mundo hay personas, grandes, nobles y santas, pero con limites. Esta es la condición humana. Procuremos por todos los medios, elevar siempre a Dios nuestros mejores sentimientos. Vivir en pureza de vida, amando lo que hay que amar. Cultivemos la recta intensión de vida. Abandonémonos constantemente en la Voluntad de Dios. • Oración de entrega: 7 Del libro de Obras Escogidas, el Divino Corazón de Jesús, capítulo XIII, pág. 586. 11
  • 12. Oh Jesús, aniquilo a tus pies todas mis falsedades y mentiras. Adoro, amo y alabo, de todo corazón, tu santa voluntad. A pesar de mis repugnancias y sentimientos contrarios, quiero amarte, bendecirte y glorificarte en todo lo que has querido y quieras disponer sobre mí y sobre mis allegados, en tiempo y eternidad. ¡Viva Jesús! ¡Viva la santa voluntad de mi Jesús! ¡Que desaparezca mi voluntad para siempre y que la tuya reine y se cumpla eternamente, en la tierra como en el cielo!8 • Saludo al Corazón de Jesús y María  Día octavo Tema: “Somos herederos del Corazón de Jesús y María” Valor: Responsabilidad • “El divino Corazón de Jesús es un tesoro inmenso que nos pertenece”9 Luego de considerar al Corazón adorable de nuestro Salvador como hoguera de amor por nosotros, veamos ahora que es tesoro inmenso de riquezas infinitas, que nos pertenece y cómo debernos servirnos de él. El divino Corazón de Jesús es un tesoro que encierra las riquezas todas M cielo y de la tierra, de la naturaleza y de la gracia, de la gloria, de los ángeles y santos, de la santa Virgen, de la divinidad, de la santa Trinidad, de todas las divinas perfecciones. Porque si san Juan Crisóstomo dice que la sagrada Virgen es abismo de las inmensas perfecciones de la divinidad, ¿con cuánta mayor razón lo será el Corazón adorable de Jesús? Además ese Corazón es precioso tesoro que contiene todos los méritos de la vida del Salvador, los frutos de sus divinos misterios, todas las gracias que nos adquirió con sus trabajos y sufrimientos, todas las virtudes que practicó en grado infinitamente elevado, todos los dones del Espíritu Santo de los que fue colmado: Descansará sobre él el Espíritu del Señor, espíritu de sabiduría y de entendimiento, etc. En una palabra cuánto hay de grande, rico y admirable en el ser creado e increado, en el Creador y en las criaturas está encerrado en ese tesoro incomparable. Ahora bien, ¿para quién será tan maravilloso tesoro? Para nosotros todos y para cada uno de nosotros, pues de nosotros depende entrar en posesión de él. ¿Por qué títulos ese tesoro nos pertenece? Por el título y derecho de donación. ¿Quién nos lo ha dado? El Padre de Jesús nos lo ha concedido al entregamos a su Hijo. Y nos lo da continuamente porque los dones de Dios son irrevocables. El Hijo de Dios nos lo ha conferido también infinitas veces al darse a nosotros y nos lo da continuamente en la Eucaristía. El Espíritu Santo nos lo entrega también incesantemente. La santa Virgen nos lo da continuamente porque ella no tiene sino un Corazón y voluntad con su Hijo, quiere lo que él quiere, y junto con él nos otorga cuanto él nos da. • Motivación: Qué alegría poder tener el Corazón de Jesús como nuestro, ni los más poderosos de este mundo pueden comprar este maravilloso regalo. No perdamos nunca la oportunidad de responder con amor a este maravilloso Corazón. ¡Cuánto ha perdido el que perdió el Corazón de Jesús! (San Agustín) • Fundamento bíblico: (1Pe. 4, 12-16) Queridos, no se extrañen del incendio que ha estallado contra ustedes, como si fuera algo extraordinario; alégrense, más bien, de compartir los sufrimientos de Cristo, y así, cuando se revele su gloria, ustedes también desbordarán de gozo y alegría. 8 Del libro de Formar a Jesús en Nosotros, pág. 37. 9 Del libro de Obras Escogidas, El Divino Corazón de Jesús, capítulo XII, pág. 582. 12
  • 13. Si los insultan por ser cristianos, dichosos ustedes, porque el Espíritu de Dios y su gloria reposan en ustedes. Que ninguno de ustedes tenga que padecer por ladrón o asesino o criminal o por meterse en asuntos ajenos. Pero si padece por ser cristiano, no se avergüence, antes dé gloria a Dios por tal título. • Breve reflexión: Corresponder al Corazón de Jesús es cumplir con la misión del cristiano, que las primeras comunidades dan una buena lección a los creyentes de hoy. Una conducta cristiana que no produzca ningún impacto en la sociedad es señal de que se ha dejado arrastrar por la corriente de aquellos que no organizan sus vidas de acuerdo con las exigencias del Evangelio. Lo peor que nos puede suceder como seguidores de Jesús es que nuestro comportamiento no diga nada a nadie, que no ofrezca ninguna alternativa al mundo de injusticia que nos rodea. Ser responsable no basta con hacer lo que tengo que hacer sino ayudar a que los demás puedan también ser partícipes del Corazón de Jesús. • Oración de entrega: ¡Señor Jesús, me basta saber que eres digno de amor, y que nada hay en ti que no merezca amor infinito! ¡Que mi espíritu se contente con ese conocimiento pero que mi corazón nunca se sacie de amar al que jamás será suficientemente amado! (Juan Eudes) • Saludo al Corazón de Jesús y María  Día noveno Tema “El testamento de San Juan Eudes ejemplo de compromiso con el Corazón de Jesús y María”. Valor: Vocación • Releyendo en el nuevo año el testamento de san Juan Eudes hecho en 1671, que nos prepara a escribir nuestro propio testamento para las próximas generaciones (extractos) En el nombre del Padre, del Hijo y del Espíritu Santo y en honor y unión del testamento que mi Jesús hizo en el último día de su vida mortal en la tierra, hago el siguiente testamento, únicamente para gloria de mi Dios. De todo corazón me entrego a mi Salvador para unirme a la fe perfecta de su santa Madre, de sus apóstoles, de sus santos y de toda la Iglesia. Y en unión con esta fe declaro ante el cielo y la tierra que quiero morir como hijo de la santa Iglesia, católica, apostólica y romana y como fiel creyente en todas las verdades cristianas que ella enseña. De todo corazón me doy al amor infinito por el que mi Salvador murió en la cruz por mí y por todos los hombres. Unido a ese amor acepto la muerte en el tiempo, lugar y manera que le plazca enviármela, en honor y acción de gracias de su santa muerte y de la muerte de su gloriosa Madre. Y que por su Corazón adorable que estalló de dolor en la cruz y de amor por nosotros, me conceda la gracia de morir en su amor, por su amor y para su amor. Declaro que es mi intención recibir el santo viático y la extrema unción y suplico a mis queridísimos hermanos me los administren mientras tenga el uso de razón. Si llegase a perder el uso de mi razón y de mis sentidos exteriores, hago míos con todo mi corazón los actos de fe, de esperanza, de caridad, de humildad, de conformidad, de contrición y otros que se hagan por mí, sea en la tierra o en el ciclo. 13
  • 14. Si pudiera expresar mis anhelos desearía que me enterraran en nuestra iglesia de Caen, consagrada al Corazón de Jesús y de María. Pero abandono totalmente mi cuerpo y mi alma a la divina voluntad y me someto gustoso a lo que le plazca disponer al respecto en el tiempo y por la eternidad. Acepto con alegría (Lc. 23,46) que mi cuerpo se reduzca a polvo y que todos sus granos sean otros tantos actos de adoración y de alabanza al misterio de la sepultura de mi Salvador y de su santísima Madre. Mi crucifijo, lleno de santas reliquias, lo dejo a mi sucesor y le ruego que haga cada noche y cada mañana los actos que se encuentran en el REINO DE JESÚS en honor del crucifijo. Le encargo también a él que disponga de las otras reliquias que mantengo conmigo y que se encuentran en el pequeño cofre que está cerca de la ventana de mi cuarto que da sobre el huerto de los reverendos padres jesuitas, y de las medallas que están allí y en la gaveta de mi escritorio; doy todo esto por sus manos a quien él designe. Amen10 . JUAN EUDES Presbítero Misionero de la Congregación de Jesús y María. • Motivación: Cada uno ha recibido un llamado especial en su vida, haciéndolo un seguidor de Cristo. Sin embargo, en el transcurso de la vida habrá, personas y que van dando luces para saber cuál va a ser la Misión. Por tanto, estemos atentos a lo que Jesús va diciendo al Corazón. • Fundamento bíblico: (Jer. 1, 5-10) El Señor me dirigió la palabra: – Antes de formarte en el vientre te elegí, antes de salir del seno materno te consagré y te nombré profeta de los paganos. Yo repuse: – ¡Ay, Señor mío! Mira que no sé hablar, que soy un muchacho. El Señor me contestó: –No digas que eres un muchacho: que a donde yo te envíe, irás; lo que yo te mande, lo dirás. No les tengas miedo, que yo estoy contigo para librarte –oráculo del Señor–. El Señor extendió la mano, me tocó la boca y me dijo: –Mira, yo pongo mis palabras en tu boca, hoy te establezco sobre pueblos y reyes, para arrancar y arrasar, destruir y demoler, edificar y plantar. • Breve reflexión: La experiencia del profeta Jeremías con Dios debe iluminar nuestra vida de discernimiento, en medio de tantas propuestas que el mundo ofrece. ¿He asumido en mi corazón el llamado que Dios me hace? ¿Estoy plenamente convencido de que voy a terminar mi vida entregándome confiadamente al Corazón de Jesús? Un ejemplo claro de entrega al llamado lo tenemos en Juan Eudes quien dedicó toda su vida a la construcción del Reino a favor de los más desposeídos, sin esperar nada a cambio, sino más bien dándole todo honor y gloria al Corazón de Dios, quien fue el que le permitió amar hasta morir. Por último, preguntemos si durante la novena he podido establecer algunas certezas con respecto a mi vocación. • Oración de entrega: (Canto de alabanza al Corazón de Jesús y María) Alaba, alma mía, al Corazón admirable de Jesús y de María. Mi espíritu se regocijó en mi gran Corazón. Jesús y María me entregaron su Corazón, para que viva siempre en su amor. Cosas grandes hizo en mí este Corazón bueno desde el vientre materno me hizo suyo. El abismo de mis miserias atrajo el abismo de sus misericordias. Se anticipó a enriquecerme con los favores de su bondad. Con la sombra de su mano me protegió y me consintió como a la niña de los ojos. Me escogió para ser su sacerdote, y me dio un puesto entre los servidores de su pueblo. Puso sus palabras en mis labios e hizo mi boca como espada acerada. Me ha purificado y me ha hecho 10 Hecho en París, el 24 de abril de 1671. 14
  • 15. revivir, ha estado en todos mis caminos, ha batallado contra mis enemigos, de todas mis tribulaciones me ha liberado. Corazón lleno de amor, fuente de todo bien, de ti me vinieron favores sin cuento. A ti la alabanza, el amor y la gloria, a ti canten todas las lenguas, te amen todos los corazones. Tus misericordias te proclamen grande, las maravillas de tu amor te revelen a los hombres. Tus servidores te ensalcen, te alaben, te glorifiquen por siempre. El Padre misericordioso tenga presente tu sacrificio, y escuche los deseos de tu Corazón. Corazón de Jesús, destrozado por nosotros en la cruz, a impulsos del amor y del dolor, para ti se consuma nuestro corazón, e n el fuego perpetuo, de tu amor. Corazón de María, atravesado por dura espada de dolor, haz que la fuerza del amor divino, penetre nuestro corazón. Corazón de Jesús y María, hoguera de amor, en ti se sumerja nuestro corazón, se consuma en tus llamas, para que por siempre se identifique con el Corazón de Jesús y María. Gracias infinitas le sean dadas por este don inefable. Amén. • Saludo al Corazón de Jesús y María ¿Qué es el Ave Cor? La oración del Ave Cor (saludo al Corazón) compuesta por san Juan Eudes nos invita a alabar al Corazón sacerdotal y siempre fiel de nuestro Señor Jesucristo. No podemos contemplar su fidelidad sino como resultado de su opción fundamental por el Padre y por los pobres. La fidelidad es informada por una causa suficientemente grande y poderosa que la mantiene viva para en todo momento buscarla y realizarla. Es esta la fidelidad a la causa del Reino del Padre que según el autor de la Carta a los Hebreos, Jesús realizo como Sacerdote de la Alianza nueva. Saludemos al Corazón de Jesús y María Intención: por todos los bautizados. Llamados a ser sacerdotes, profetas y reyes, para que continuemos la Vida y la Obra del Corazón de Cristo, aquí en Venezuela. 15
  • 16. SALUTACIÓN A LOS CORAZONES DE JESÚS Y MARÍA (Ave Cor Sanctissimum) Te saludamos, Corazón santo Te saludamos, Corazón manso Te saludamos, Corazón humilde Te saludarnos, Corazón puro Te saludarnos, Corazón ferviente Te saludarnos, Corazón sabio Te saludamos, Corazón paciente Te saludamos, Corazón obediente Te saludamos, Corazón solícito Te saludarnos, Corazón fiel Te saludarnos, Corazón fuente de toda felicidad Te saludamos, Corazón misericordioso Te saludamos, Corazón, lleno de amor, de Jesús y de María. Te adoramos, Te alabamos, Te glorificamos, Te damos gracias. Te amamos con todo nuestro corazón, con toda nuestra alma, con todas nuestras fuerzas. Te ofrecemos nuestro corazón, Te lo entregarnos, Te lo consagramos, Te lo inmolamos. Acéptalo y poséelo plenamente, purifícalo, ilumínalo y santifícalo, para que en él vivas y reines, ahora y siempre y por los siglos eternos. Amén. UNA MIRADA HISTÓRICA QUE ALIMENTA NUESTRO QUEHACER DE FAMILIA EUDISTA HOY. En el libro del Corazón Admirable (tomo VIII) de San Juan Eudes, podemos encontrar en lo correspondiente al Oficio en la Fiesta del Sagrado Corazón de María hermosos documentos concernientes al culto de ese Divino Corazón. En 1672 se imprime el Oficio del Sagrado Corazón de 16
  • 17. Jesús, aprobado por los Arzobispos de Lisieux, d`Èvreux, Rennes, Bayeux, Coutances. (1670-1671). Celebrada al parecer el 20 de Octubre de 1672. Hoy la CJM se une con gran alegría a la Iglesia Universal, damos gracias al Dios de la vida por ser parte de este AMOR que nos une a todos, y nos lanza hacia una misión de misericordia, rescatadora de tantos corazones heridos a causa de la injusticia social. El Divino Corazón de Jesús, es el modelo, la regla de nuestra vida, y modelo de libertad. El lenguaje del Corazón en San Juan Eudes se desprende de una experiencia seria que toca profundamente nuestra experiencia humana, asumida plenamente en el Verbo Eterno. Nuestra espiritualidad no deja de tener resonancia en nuestros días, hoy el corazón sigue siendo un símbolo generador de vida y de bendición. El Corazón de Cristo plenitud y centro de la cruz, prototipo de unidad entre el cielo y la tierra, hoguera de amor, centro y fuente de nuestra vida. San Juan Eudes nos dice: Nuestro Señor nos ha dado su propio Corazón desde el nacimiento. No podemos separar dos corazones (Jesús y María) que Dios ha unido. (San Juan Eudes., O.C. Tomo VIII) PÁG. 206-397) TABLA DE CONTENIDO. BREVE INTRODUCCIÓN-----------------------------------------------------------------------------………………1 Nueve días en Adoración, Gracia, perdón y entrega al Corazón de Jesús y María. Según la pedagogía en San Juan Eudes………………………………………………………………………………….3  Día primero: Tema: “El Corazón de Jesús y María modelo de amor y misericordia para el cristiano de hoy” Valor: Unidad…………………………………..…………………………………………………………………..3 17
  • 18. • ¿Qué es el Corazón de Jesús según San Juan Eudes? • Motivación: • Lectura bíblica • Breve Reflexión. • Oración de entrega: • Saludo al Corazón de Jesús y María  Día segundo Tema: “El sacerdote, servidor fiel, según el Corazón de Dios”. Valor: Fidelidad……………………………………………………………………………………4 • “El sacerdote Pastor según el Corazón de Dios  Día tercero Tema: “El Corazón de Jesús y María fuente de los Derechos Humanos” Valor: Solidaridad……………………………………………………………………………………..5 “El Corazón de Jesús nos ama con amor eterno e inmenso”  Día cuarto Tema: “María ha amado y amará a Cristo desde lo más íntimo de su corazón” Valor: Amor……………………………………………………………………………………………..7 • ¿Qué se entiende por Corazón de la Santa Virgen? • Saludo al Corazón de Jesús y María  Día quinto Tema: “El Corazón de Jesús milagro eucarístico” Valor: Fe…………………………………………………………………………………………………8 • “El Corazón de Jesús, hoguera de amor en el Santísimo Sacramento”  Día sexto Tema: El Corazón de Jesús y María es por excelencia Santo Valor: Santidad………………………………………………………………………………………..9 “El Corazón de Jesús es amor que purifica y santifica”  Día séptimo Tema: El Corazón de Jesús y María modelo de convivencia Valor: Sinceridad………………………………………………………………………………………11 ¿Qué debemos hacer para amar el Corazón de Jesús?  Día octavo Tema: “Somos herederos del Corazón de Jesús y María” Valor: Responsabilidad……………………………………………………………………………..12 18
  • 19. • “El divino Corazón de Jesús es un tesoro inmenso que nos pertenece”  Día noveno Tema “El testamento de San Juan Eudes ejemplo de compromiso con el Corazón de Jesús y María”. Valor: Vocación……………………………………………………………………………………….13 • Releyendo en el nuevo año el testamento de san Juan Eudes hecho en 1671, que nos prepara a escribir nuestro propio testamento para las próximas generaciones (extractos) • Saludo al Corazón de Jesús y María……………………………………………………15 ¿Qué es el Ave Cor UNA MIRADA HISTÓRICA QUE ALIMENTA NUESTRO QUEHACER DE FAMILIA EUDISTA HOY………………………………………………………………………………………………….17 19