SlideShare una empresa de Scribd logo
Revista Latinoamericana de Ginecología Regenerativa
Barquisimeto, Venezuela. 2024; 2 (2). ISSN e: 3005-2653
1
Revista Latinoamericana de Ginecología Regenerativa
Barquisimeto, Venezuela. 2024; 2 (2). ISSN e: 3005-2653
2
Portada:
Parque Nacional Morrocoy, Falcón, Venezuela.
Foto: Luis Traviezo.
Contraportada:
Parque Nacional Morrocoy, Falcón, Venezuela.
Foto: Luis Traviezo
Isla de Coche, Venezuela.
Fotos: Luis Traviezo
Revista Latinoamericana de Ginecología Regenerativa
Barquisimeto, Venezuela. 2024; 2 (2). ISSN e: 3005-2653
3
Derechos reservados:
Está prohibida y penada por ley, la reproducción total o parcial de esta obra (texto,
diagramación, fotografías, imágenes, figuras) su tratamiento informativo y su
transmisión, ya sea electrónica, mecánica, por fotocopia o por cualquier otro medio
habido o por haber, sin permiso previo y por escrito de los autores y los editores.
Lugar de publicación de la Revista Latinoamericana de Ginecología Regenerativa:
Sociedad de Ginecología Regenerativa. Carrera 17 entre Calles 30 y 31, Local
Centro Médico Spinetti, Sector Centro, Barquisimeto, estado Lara, Venezuela.
Zona postal 3001. RIF. J503451491. Email: ginecolregenerativa@gmail.com ,
Móvil: +58 414 52 44 736.
Copyright 2023 por la Sociedad de Ginecología Regenerativa
DOI (número completo): https://zenodo.org/records/11322098
https://creativecommons.org/licenses/by-nc-sa/4.0/deed.es
Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-CompartirIgual 4.0 Internacional
Revista Latinoamericana de Ginecología Regenerativa
Barquisimeto, Venezuela. 2024; 2 (2). ISSN e: 3005-2653
4
Sociedad de Ginecología Regenerativa
Comité Editorial
Directora
Dra. Ajakaida Renaud
Sociedad de Ginecología Regenerativa. Venezuela.
Editor jefe
Dr. Pastor Galicia
Chief Medical Officer, Grupo LETI. Venezuela.
Editora Ejecutiva
Dra. Marialida Mujica de González
Universidad Centroccidental Lisandro Alvarado. Vzla.
Editores de línea
Dr. Alfonso Lázaro De la Torre
Sociedad de Ginecología Regenerativa. Venezuela.
Dra. Elizabeth Natale
Hospital de Clínicas Caracas. Venezuela.
Prof. Luis Traviezo Valles
Comité Asesor Internacional
Dr. Jorge Gaviria
Grupo Korpo Láser Katy, Texas. USA.
Dr. Enrique Alvirez
Universidad Andina de Cusco, Perú.
Dr. Santiago Palacios
Instituto Salud y Medicina de la Mujer.
Madrid, España.
Dr. Marco Gaxiola Cueto
Instituto Mexicano del Seguro Social, Culiacán, México.
Edición e Indizaciones
Prof. Luis E. Traviezo Valles.
ISSN: 3005 - 2653
Versión Electrónica
Depósito Legal N⁰:
LA2023000178
Univ. Centroccidental Lisandro Alvarado. Vzla.
Rev. Latinoam. Ginecol. Regen.
ginecolregenerativa@gmail.com
Revista Latinoamericana de Ginecología Regenerativa
Barquisimeto – Venezuela. 2024; 2 (2): ISSN e: 3005-2653
5
TABLA DE CONTENIDO
Editorial
1. La colisión del prolapso de los órganos pélvicos y del liquen escleroso y atrófico: barreras de la
salud íntima. Palms S, Renaud A. Pag. 7-8.
Artículos Originales
2. Efectividad de la silla electromagnética en la satisfacción sexual femenina.
Real K, Korakis V, Valbuena A, Renaud A. Pag. 09-15.
3. Efectividad de tres técnicas utilizadas en la toma de muestra para biopsia en el diagnóstico
histológico de lesiones del tracto genital inferior.
Renaud A, Algara L, Martuci M, Fernández M. Pag. 17-22.
Casos Clínicos
4. Siringomas vulvar tratado con láser de CO2 fraccionado y plasma rico en plaquetas: a propósito de
un caso. Medina M, Maestre G, Ochoa P, Pacheco H, Renaud A. Pag. 23-28.
5. Utilización de amnios en combinación con PRP en la creación de neovagina: apropósito de un
caso. Maiti S, Renaud A, Indriago M. Pag. 29-35.
6. Liquen escleroatrófico vulvar tratado con plasma rico en plaquetas, láser co2 y aceite ozonizado:
a propósito de un caso. Corsini González AM, Coronel RJ, Renaud A. Pag. 37-43.
7. Ultrasonido focalizado de alta intensidad (HIFU) en prolapso vaginal anterior con incontinencia
urinaria de esfuerzo: caso clínico. Galicia P, Renaud A. Pag. 45-51.
8. Seguridad del láser CO2 como instrumento de corte en lesión vulvo -perianal sospechosa de
malignidad. Sillié J, Noguera Z, Córdova L, Pérez M, Reanaud A. Pag. 53-59.
Artículo de Revisión
9. Efectividad terapéutica del láser de CO2 fraccionado en el síndrome genitourinario de la
menopausia: una revision teórica.
Leal Rodríguez E, Lozada Cordero L, Renaud A. Pag. 61-67.
10. Normas para los autores. Pag. 68-74.
11. Indizaciones e inclusiones. Pag. 75-80.
Revista Latinoamericana de Ginecología Regenerativa
Barquisimeto – Venezuela. 2024; 2 (2): ISSN e: 3005-2653
6
Misión
La Revista Latinoamericana de Ginecología Regenerativa tiene la misión el generar, discutir y difundir,
investigaciones, conocimientos, documentos y demás información en Ginecología Regenerativa y áreas
afines, para que esté al alcance de profesionales y estudiantes de las Ciencias de la Salud y del público
en general, a través de un planteamiento práctico, sencillo y atractivo, que permita llegar a un mayor
número de usuarios, lo que servirá para la divulgación científica en salud.
Visión
Ser una revista reconocida tanto nacional como internacionalmente, que sea punto de referencias en
Ginecología y motivo de consulta constante de profesionales del área, logrando la inclusión en índices
tanto nacionales como internacionales, fruto de un reconocimiento por cumplir con los estándares
bibliométricos y cienciométricos tanto nacionales, cómo internacionales.
Objetivo General
Publicar artículos de investigación, artículos históricos, imágenes en Ginecología Regenerativa y cartas al
Editor, que versen sobre la Ginecología Regenerativa, especialmente sobre temas como la Ginecología
Estética, Ginecología Funcional, Bioestimulantes en Ginecología, Energía en Ginecología, Complejo
Clitorolabial, Labios Mayores, Vagina, Ano, Manejo de Complicaciones, Dilemas Éticos, Mercadeo y Redes
Sociales en Ginecología y demás temas relacionados con la Ginecología Regenerativa.
Revista Latinoamericana de Ginecología Regenerativa
Barquisimeto – Venezuela. 2024; 2 (2): ISSN e: 3005-2653
7
Editorial
LA COLISIÓN DEL PROLAPSO DE LOS ÓRGANOS PÉLVICOS Y DEL LIQUEN
ESCLEROSO Y ATRÓFICO: BARRERAS DE LA SALUD ÍNTIMA
THE COLLISION OF PELVIC ORGAN PROLAPSE AND LICHEN SCLEROSIUS AND
ATROPHICUS: BARRIERS TO INTIMATE HEALTH
1
Sherrie Palms, 2
Ajakaida Renaud
1
Escritora del libro: Pelvic Organ Prolapse: The Silent Epidemic (USA).
2
Directora de la Revista Latinoamericana de Ginecología Regenerativa.
Email: ajakaidarenaud.tv@gmail.com . Doi: https://zenodo.org/records/11321605
Recibido 18 mayo 2024. Aprobado 23 mayo 2024.
La hiperlaxitud vaginal sintomática, se traduce en una sensación de bulto en la vagina, en
estreñimiento crónico, con incontinencia urinaria y/o fecal, las cuales son sensaciones que no permiten
experimentar placer en un encuentro y menos para sobrellevar esta situación a diario.
El prolapso de los órganos pélvicos invade la vida de las mujeres durante meses, e incluso años, donde
para la mayoría de las damas inmersas en esta patología, se puede presentar el malestar durante toda la
vida.
A diario cuando las condiciones de salud del prolapso del órgano pélvico, magnifican los síntomas, se
puede sentir angustia, frustración, ira y en muchos casos, se combinan estos con la depresión.
Una de esas afecciones crónicas que coexisten es la dermatopatía crónica inflamatoria, la cual es
desconocida para muchos, siendo más común de lo que se cree, exacerbada por los cambios de la
senescencia vulvar y por la baja de estrógenos en la etapa de la menopausia, llamada liquen escleroso y
atrófico (LS).
El liquen escleroso y atrófico (LS) puede afectar a miembros de cualquier sexo y edad, siendo más
prevalente en mujeres mayores de cincuenta años y se estima que una de cada treinta mujeres, pueden
padecer esta enfermedad.
Se manifiesta como pequeñas protuberancias rosadas o blancas que se traducen cono una piel
parcheada, arrugada, fina al principio como papel de cigarrillo, que sufre escoriaciones fáciles y
seguidamente el tejido se hace grueso y áspero.
El LS puede provocar desgarro y cicatrices en la piel, alrededor de los genitales, el ano y en algunos
casos, puede provocar cáncer de vulva.
Para añadir otro elemento a esta pesadilla, también puede ocasionar que las relaciones sean dolorosas y
puede originar descompensación en las reacciones emocionales, sin embargo, se sabe, que las
emociones juegan un papel fundamental en las enfermedades y el LS es una de estas patologías, tal que,
lo que el cuerpo calla, lo refleja la piel, ya que está considerado como el alma del cuerpo.
Sin contar que, si ha coexistido con un trauma genital anterior en estas pacientes, relacionándolo con
cirugías previas, traumas obstétricos, violación, rascado, desencadenando el mal llamado fenómeno de
Koebner, donde el cuerpo grita ¡Yo lo reparo ¡
Entonces, ¿qué pasa con la colisión del prolapso de los órganos pélvicos y Lichen Sclerosus y Atrófico?
El prolapso de los órganos pélvicos es una enfermedad silente, progresiva, que puede afectar a las
mujeres en el transcurso de su vida, y está exacerbada por los embarazos, partos, sobrepeso,
ocupación, ejercicios y otros tipos de actividades.
Existe una estrecha relación de los POP y las dermatopatías vulvares, la cual esta subestimada en la
literatura y se manifiesta en dos grupos etarios, la pubertad y la menopausia, por la falla de estrógenos.
Revista Latinoamericana de Ginecología Regenerativa
Barquisimeto – Venezuela. 2024; 2 (2): ISSN e: 3005-2653
8
Desde hace ocho años, tenemos la Fundación FUNDAREN (Fundación Ajakaida Renaud) para manejo y
tratamiento gratuito de disfunciones sexuales femeninas y masculinas, la misma funciona en Venezuela
en dos principales ciudades, Caracas y Barquisimeto y también en la República Dominicana,
específicamente en Santo Domingo, donde semanalmente, se atienden más de treinta pacientes de bajos
recursos, principalmente postcáncer y donde coexisten estas patologías durante la menopausia.
¿Es contagioso el liquen?
No, no es contagioso
¿Es curable?
Si, si se maneja a lo largo del tiempo.
El objetivo principal es el diagnóstico temprano, que se basa en un diagnóstico de 10 a 25 años antes,
generalmente en la juventud, por motivos de consulta de fisuras vulvares recidivantes, donde la paciente
consulta distintos facultativos, tal que se calcula que al menos cinco de ellos, para llegar a un
diagnóstico correcto, y en el interín, no se resuelve el problema, el cual se exacerba por distintos
factores de riesgo, incluyendo enfermedades inmunológicas, hormonales y virales, en distintas edades
hasta llegar a la menopausia,
¿Cuáles son las causas del LS?
El tipo de ocupación y especialmente el envejecimiento, la disminución del colágeno y la elastina en el
área urogenital, lo que lleva a desencadenar este tipo de patologías o disfunciones de los órganos
pélvicos, estando asociado con atrofia urogenital y con daño postparto.
El manejo e LS a través de la ginecología regenerativa funcional y psiconeuroinmunoendocrinologia, es
la clave, se han adaptado múltiples terapias que existen hoy en día en el mercado, individualizando a
cada paciente según su necesidad, tal que, la clave es mantener etapas de remisiones por largos
períodos.
Cada paciente es diferente y el comienzo se basa en el cambio del estilo de vida, principalmente una
dieta baja en azucares y gluten, baja en productos procesados, e incluir vegetales para manejar el eje
endocrino intestinal, y sobre todo la microbiota, la cual debe estar estable, igualmente se recomiendan
diferentes nutraceúticos adaptados para la etapa de la menopausia, y comenzar protocolos con plasma
rico en plaquetas en sus distintas modalidades (IPRF, PRPGYCO, PRP) al menos por seis sesiones
mensuales, también adicionando Exosomes, masajes periclitorideanos, cuerpos cavernosos, labios
menores e introito, con aceite de ozono, además incluir fototerapia con láser excimer 308 nm, la cual
actúa en un alto rango de fototerapia y es responsable en la debridación y drug delivery, lo que permite
restaurar el colágeno.
Actualmente se usa el electromagnetismo Physiomagneto, tal que, un alto porcentaje de estas pacientes,
asocia vaginismos y se alterna con ondas de choque focalizadas en región vulvar e introito.
Concluyendo, lo que se quiere es hacer un llamado al especialista a integrarse a esta nueva
subespecialidad de la Uroginecología Regenerativa Funcional y Estética, para brindar a sus pacientes un
manejo integral en todas las diversas patologías que existen en esta área, para llegar a una longevidad
saludable y, sobre todo, plasmar la experiencia y experticia, a través de publicaciones en revistas con
un alto impacto.
Artículo científico
Revista Latinoamericana de Ginecología Regenerativa
Barquisimeto – Venezuela. 2024; 2 (2): ISSN e: 3005-2653
9
EFECTIVIDAD DE LA SILLA ELECTROMAGNÉTICA EN LA
SATISFACCIÓN SEXUAL FEMENINA
EFECTIVENESS OF THE ELECTROMAGNETIC CHAIR ON
FEMALE SEXUAL SATISFACTION
1
Kiyohara Real, 1
Verónica Korakis, 1
Angie Valbuena, 1,2
Ajakaida Renaud
1
Universidad Internacional Abierta Generalísimo Sebastián Francisco de Miranda.
2
Ginecología y Obstetricia, Universidad Centroccidental Lisandro Alvarado, Barquisimeto, Venezuela.
E mail: kiyoharareal2023@gmail.com . Doi: https://zenodo.org/records/11296384
Recibido 13 febrero 2024. Aprobado 21 marzo 2024.
RESUMEN
La terapia de la silla electromagnética ha revolucionado el campo de la ginecología y la salud sexual de
la mujer, el impacto positivo que genera al fortalecer los músculos del suelo pélvico conlleva a mejor la
sensibilidad y la función sexual, suscitando una mayor satisfacción en las relaciones íntimas. La evaluación
de la efectividad de la silla electromagnética en la satisfacción sexual femenina de pacientes tratadas en
la consulta de ginecología en el lapso febrero-septiembre de 2023, constituyó el objetivo de este estudio;
en la que se realizó una investigación preexperimental en 16 pacientes entre 25 y 70 años. Se aplicó un
cuestionario de satisfacción sexual, antes y después de la terapia con ondas electromagnéticas. En
general, 50% de las pacientes tienen 56,50 años (Ma); 75% son sexualmente activas (12/16); 43,8%
realizaron entre 6 y 9 sesiones de terapia. De las mujeres sexualmente activas 33,3%, en general
manifestaron que la terapia realizada fue muy efectiva y medianamente efectiva; al comparar con la
satisfacción sexual, estas deferencias no son estadísticamente significativas (p>0,05). Sin embargo, se
observaron cambios importantes en la satisfacción sexual reportada a pesar del tamaño de la muestra. Se
concluyó continuar investigando con un tamaño de muestra mayor tomando como referencia los resultados
apriorísticos del presente estudio a fin de fundamentar más la eficacia de la terapia en la satisfacción
sexual de las mujeres; así como, cualquiera de los otros problemas que tenga relación con el
fortalecimiento del piso pélvico.
Palabras clave: Terapia, silla electromagnética, satisfacción sexual.
ABSTRACT
The electromagnetic chair therapy has revolutionized the gynecology field and women's sexual health,
the positive impact it creates by strengthening the pelvic floor muscles leads to improved sensitivity and
sexual function, leading to greater satisfaction in intimate relationships. The evaluation of the
effectiveness of the electromagnetic chair on female sexual satisfaction of patients treated at the
gynecology consultation between February and September 2023 was the objective of this study, in which
pre-experimental research was conducted on 16 patients aged between 25 and 70 years. A questionnaire
on sexual satisfaction was applied before and after electromagnetic wave therapy. In general, 50% of the
patients were 56,50 years old (Ma); 75% were sexually active (12/16); 43.8% carried out 6 to 9 therapy
sessions. Of the sexually active women, 33.3% generally stated that the therapy performed was very
effective and moderately effective; when compared with sexual satisfaction, these differences were not
statistically significant (p>0.05). However, significant changes in reported sexual satisfaction were
observed despite the sample size. It was concluded to continue investigating with a larger sample size
taking as a reference the aprioristic results of the present study in order to further substantiate the
efficacy of the therapy on women's sexual satisfaction; as well as, any of the other problems related to
the strengthening of the pelvic floor.
Keywords: Therapy, electromagnetic chair, sexual satisfaction, pelvic floor.
INTRODUCCIÓN
Revista Latinoamericana de Ginecología Regenerativa
Barquisimeto – Venezuela. 2024; 2 (2). ISSN e: 3005-2653.
10
La disfunción sexual femenina es un trastorno
que se produce cuando hay un cambio en la
respuesta sexual habitual de la mujer. Los
motivos de consulta ginecológicas más
frecuentes, son los problemas relacionados con
la actividad sexual; sabemos que, en un 80% de
estos problemas, vienen ligados a patologías de
disfunción del piso pélvico, así como la obesidad,
los partos, la edad, el sedentarismo, la
menopausia (1,2)
.
Existen varios aspectos que influyen en el
desempeño sexual de la mujer, el trastorno de
deseo sexual es probablemente la disfunción
femenina más frecuente y puede tener causas
fisiológicas, psíquicas o sociales,
aproximadamente el 30% de mujeres no tiene
ningún deseo sexual (3)
.
El trastorno de excitación sexual es debido a una
causa fisiológica, sobre todo si existe algún
factor que interfiera con el flujo de sangre o las
terminaciones nerviosas en la zona genital.
También se describe el trastorno del orgasmo,
en donde las mujeres que lo sufren tienen
dificultades para tener un orgasmo porque hay
una ausencia, retraso o disminución de la
intensidad del mismo, a pesar de que existe
deseo y excitación sexual; en este fenómeno, la
mujer no tiene las contracciones vaginales
típicas del orgasmo y no lo siente.
Otro aspecto a evaluar en las disfunciones
sexuales es el trastorno por dolor, en este caso
encontramos la dispareunia y el vaginismo. La
dispareunia es un dolor genital persistente y
recurrente que aparece en algún momento de la
relación sexual, en cambio, el vaginismo es un
trastorno en el que existe una contracción
involuntaria de los músculos, cerrando total o
parcialmente la vagina al intentar el coito (3,4)
.
Las alteraciones del piso pélvico también son
causas frecuentes de disfunción sexual, ya
que los músculos del suelo pélvico son el
sostén para los órganos. Estas fibras
musculares son firmes y gruesas cuando se
encuentran funcionales, cuando se presentan
disfunciones del piso pélvico, pueden generar
dispareunia, sensación de peso, hiperlaxitud
vaginal e incontinencia urinaria. En algunas
mujeres, tras el parto o por adelgazamiento
de la mucosa vaginal y con la edad, por
disminución del estímulo hormonal, el canal
vaginal se dilata, lo cual se conoce como
síndrome de hiperlaxitud vaginal y puede
afectar la vida sexual de las parejas causando
una disminución o pérdida de fricción y/o
disminución de sensibilidad (3,4)
.
La magnetoterapia es un enfoque novedoso,
ambulatorio y mínimamente invasivo,
aprobado como tratamiento conservador para
la incontinencia urinaria desde 1998, con una
tasa de curación reportada de 52 % (5)
.
La terapia con silla electromagnética induce
la contracción pasiva del esfínter uretral y la
musculatura del periné a través de una
corriente eléctrica.
La alta tasa de repetición asegura que los
músculos alcancen contracciones no
voluntarias de alta intensidad conocidas como
“supra máximas”.
Asimismo, aumenta la vascularización y
produce neocolagenogénesis, de igual forma
cabe destacar que con la realización de los
ejercicios de Kegel se utiliza en promedio el
20 % de los músculos del piso pélvico,
mientras que con la silla electromagnética se
logra 100 % del uso de los mismos (5)
.
La fuerza electromagnética actúa a nivel
intracelular, produciendo respuestas
bioquímicas y movilización de electrolitos con
expresión de productos tóxicos, síntesis
proteica y aumento de los enlaces de alta
energía que provocan la relajación muscular,
vasodilatación, efecto antiespasmódico,
aumento de la presión parcial de oxígeno,
proliferación tisular, aumento de producción
de endorfinas y colágeno.
Los efectos del electromagnetismo contraen
las fibras de colágeno y reticulares de la
submucosa y mucosa vaginal, reduciendo el
diámetro y la longitud de este órgano,
generando así un efecto de tensado vaginal
inmediato y devolviendo la firmeza de los
músculos de la vagina; además de,
embellecer el contorno de los genitales
externos, mejorando la funcionalidad genital
femenina (2,4)
.
Esta mejoría puede ser debida a la
reactivación de la unión neuromuscular por el
efecto electromagnético que incrementa la
función sensorial del piso pélvico.
Las razones fundamentales que motivaron la
realización de esta investigación se centraron
en el creciente interés que ha suscitado el
empleo de ondas electromagnéticas para
tratar y prevenir las afecciones que a corto y
largo plazo sobrevienen en la región pélvica,
Revista Latinoamericana de Ginecología Regenerativa
Barquisimeto – Venezuela. 2024; 2 (2). ISSN e: 3005-2653.
11
especialmente en el ámbito uro-ginecológico,
aumentando el tono perineal.
Asimismo, efectuar este estudio
seleccionando un diseño preexperimental con
medición antes después, de aplicar la terapia,
constituyó un reto trascendental, pues hasta
la fecha no se encontraron estudios previos
publicados, que evidencien la efectividad de
la silla electromagnética y la evaluación de la
función sexual, considerando este pionero, y
demostrando la importancia de la aplicación
de la misma, para objetivar la progresión
sexual en las pacientes y en consecuencia la
mejoría en la calidad de vida. En respuestas
a estas inquietudes se planteó evaluar la
efectividad de la silla electromagnética en la
satisfacción sexual femenina de pacientes
tratadas en la consulta de ginecología.
MÉTODO
Se realizó una investigación con diseño pre-
experimental con medición antes y después la
terapia con ondas electromagnética, en 16
pacientes en edades comprendidas entre 25
-70 años que acudieron a la consulta de
ginecología regenerativa en el período
comprendido entre febrero y septiembre
2023, presentando signos y síntomas
compatibles con debilidad de piso pélvico y
disfunción sexual.
Se utilizó un cuestionario, versión española
del Pisq-12 modificado (6)
para identificar las
patologías del suelo pélvico en mujeres
sexualmente activas.
Este instrumento consta de 12 ítems
adaptados (redacción) por las autoras de esta
investigación, tomando en cuenta la realidad
de la mujer venezolana. Se agruparon dos
dimensiones a) satisfacción sexual de la
paciente, representada entre satisfecha e
insatisfecha, y b) reacciones emocionales
sexuales, se exploraron para complementar
los aspectos importantes en la vida sexual de
la mujer.
De igual modo, se recodificó la variable
efectividad de la silla electromagnética para
tomando en cuenta el puntaje obtenido en las
respuestas, representada en la escala:
En la primera consulta, se solicitó a todas las
seleccionadas mediante criterios de inclusión
el consentimiento informado fechado para
participar voluntariamente en el estudio.
Posteriormente se realizó la historia clínica
completa y detallada, que contuvo datos
personales, antecedentes de importancia,
antecedentes gineco-obstétricos y examen
físico.
Se aplicó el cuestionario Pisq-12 modificado
(6)
y adaptado por las autoras, antes de iniciar
la primera sesión de terapia con la silla
electromagnética.
El día de la terapia las pacientes se ubicaban
sentada en la silla ésta permanecía
completamente vestida durante el
tratamiento, ya que no se requiere la
inserción de ningún dispositivo en el cuerpo.
Cada sesión, tiene una duración aproximada
de 30 minutos con potencias variables entre
50 – 70 Hertz. Se espera que el campo
electromagnético focalizado estimule y
fortalezca los músculos del suelo pélvico
involucrados en el control de la vejiga y el
apoyo de los órganos internos.
Los datos fueron procesados utilizando en
paquete estadístico SPSS versión 24, se
representaron en cuadros y gráficos
estadísticos, para la descripción y análisis se
utilizaron medidas de estadísticas descriptiva
(Mediana, dado el coeficiente de asimetría) y
para el análisis de los datos se usarán
pruebas estadísticas paramétricas (t de
Student para muestras relacionadas)
estableciendo un nivel de significación
estadística de p 0,05.
RESULTADOS
Tabla 1. Edad de las pacientes atendidas en
la consulta de ginecología regenerativa en el
Revista Latinoamericana de Ginecología Regenerativa
Barquisimeto – Venezuela. 2024; 2 (2). ISSN e: 3005-2653.
12
período comprendido entre febrero y
septiembre 2023.
La mediana de edad de las pacientes
atendidas en la consulta de ginecología
regenerativa, fue de 56,50 años (50%);
reportándose 37,5% entre 61 a 68 años,
seguido del 25% de 45 a 52 años.
Gráfico 1. Distribución de las pacientes,
según la actividad sexual.
Del total de pacientes atendidas (16); 75%
tienen una actividad sexual activa.
Gráfico 2. Distribución de las pacientes,
según número de terapias realizadas con la
Silla Electromagnética
Del total de pacientes atendidas, 43,8%
realizaron entre 6 y 9 sesiones de terapia con
la Silla Electromagnética; y un 18% entre 10
y 15 sesiones.
Tabla 2. Satisfacción sexual de las mujeres
en estudio, antes y después de la terapia de
Silla Electromagnética.
Al relacionar el nivel de satisfacción sexual,
antes y después de usar la terapia de silla
electromagnética se evidenció, que hubo
importantes cambios al realizar la medición
antes de usarla, más del 90% de las pacientes
refirieron estar insatisfecha; después de la
utilización de la silla este porcentaje
disminuyó; incrementándose en 58,3% de
satisfacción.
Revista Latinoamericana de Ginecología Regenerativa
Barquisimeto – Venezuela. 2024; 2 (2). ISSN e: 3005-2653.
13
Gráfico 3. Opinión de las mujeres en estudio
según la efectividad de la terapia realizada
con la Silla Electromagnética
Del total de mujeres sexualmente activas, en
igual porcentaje (33,3%) manifestaron que la
terapia realizada con la Silla
Electromagnética fue muy efectiva y
medianamente efectiva en la satisfacción
sexual; un bajo porcentaje (8,3%) refirió que
es poco efectiva.
DISCUSIÓN
La Organización Mundial de la Salud (OMS) (7)
en 2006 definió la salud sexual como un
estado de bienestar físico, emocional, mental
y social relacionado con la sexualidad. Lo que
significa, que no es solamente la ausencia de
enfermedad, disfunción o debilidad.
La salud sexual indica un acercamiento
positivo y respetuoso hacia la sexualidad y
las relaciones sexuales en la pareja, así como
la posibilidad de obtener placer y
experiencias sexuales seguras, libres de
coerción, discriminación y violencia, que
afecte la relación y la calidad de vida en
especial de las mujeres sexualmente activas.
Entre los síntomas que están relacionados
con la actividad sexual está la incontinencia
urinaria (IU) durante el coito, la cual produce
un impacto negativo muy trascendental en la
calidad de vida de las mujeres que los
padecen (8)
.
Por consiguiente, al evaluar clínicamente a
las mujeres con problemas de suelo pélvico,
es importante tener en cuenta si son
sexualmente activas.
Actualmente existen controversias entre los
estudiosos del tema, de no contar con
resultados publicados que concrete el área de
la satisfacción sexual en correspondencia con
la disfunción sexual, algunas razones se
exponen por la ausencia de evaluación de la
función sexual en las consultas ginecológicas,
la falta de tiempo y el conocimiento
insuficiente del manejo de la disfunción
sexual en la mujer, otras (9)
.
El presente estudio reveló resultados
apriorísticos para la comunidad científica, en
vista que no hay accesibilidad de estudios
publicados que involucren una referencia de
las variables en estudio.
Al respecto, se estudiaron 16 mujeres, 50%
tienen una edad de 56, 5 años; de éstas 12
manifestaron ser sexualmente activas y
tienen una edad equivalente (56,1 años);
similar a lo publicado por, González (10)
quien
encontró 43,3%, (50 a 59 años) en la
población de mujeres estudiada cuando
elaboró y validó la versión venezolana del
cuestionario PISQ-12.
En correspondencia a este resultado, se
refieren las diferentes exploraciones de la
función sexual de la mujer que han orientado
los problemas de origen multifactorial, para
disfrutar el sexo el cual se atribuye a
trastornos del piso pélvico hasta en las de 2/3
partes de mujeres mayor a 50 años que
manifiestan en descontento con la vida
sexual.
De igual modo, se señala que las
personas mayores de 50 años de edad se
encuentran entre los más satisfechos con su
vida sexual, mientras que los menores de 35
años se muestran insatisfechos con su vida
sexual, no obstante, la cientificidad no está
evidenciada.
En el presente estudio se encontraron dos
aspectos interesantes, antes de aplicar la
terapia, casi la totalidad de las mujeres
manifestaron estar insatisfecha sexualmente;
sin embargo, después que recibieron la
terapia con la silla electromagnética esta
actitud se modificó a un grado de satisfacción
sexual importante (58,3%); estos resultados
se asemejan a lo reportados en otras
investigaciones lo que indica que las mujeres
por lo general se encuentran más satisfecha
Revista Latinoamericana de Ginecología Regenerativa
Barquisimeto – Venezuela. 2024; 2 (2). ISSN e: 3005-2653.
14
con su vida sexual cuando reciben
tratamientos sean hormonales u otros
relacionados con aquellas que no lo reciben,
como es el caso de las que participaron en
este estudio que recibieron terapia con ondas
electromagnéticas. (11)
Este trabajo muestra evidencia del impacto
positivo de la terapia por ondas
electromagnéticas, incrementando la
capacidad de orgasmo de las pacientes, como
efecto electromagnético que provoca un
incremento en la función sensorial del piso
pélvico, además, eleva la confianza de las
mujeres para mantener una vida sexual
activa; resultados que se evidencian
mediante la efectividad evaluada y reportada
como muy efectiva y medianamente efectiva.
Aunque este estudio tuvo como limitante, que
el tamaño de la muestra fue pequeña, lo que
no hacen extrapolables los resultados a todas
las mujeres que realizan esta terapia con silla
electromagnética, sin embargo, internamente
entre ellas hubo representatividad y desde el
punto de vista clínico los resultados fueron
relevantes; lo que permitirá a otros
investigadores continúen la línea de
investigación ampliando el tamaño de la
muestra para que los hallazgos pueden ser
aprovechados al momento de realizar una
revisión sistemática del tema y servir de base
para otros estudios.
CONCLUSIONES
En este estudio se lograron resultados
razonables: a) todas las pacientes luego del
uso de la silla entre 6 y 9 sesiones, afirmaban
sentir cambios positivos en la satisfacción
sexual; b) Se determinó la efectividad de la
silla electromagnética para favorecer y/o
satisfacer las relaciones sexuales de la mujer
en la medida que se aborda integralmente la
atención para lograr una salud sexual activa
para una mayor calidad de vida.
Fuentes de financiamiento. No se tuvieron
fuentes de financiamiento para la ejecución
del presente manuscrito.
Conflicto de intereses. Los autores declaran
no tener conflicto de intereses.
REFERENCIAS
1. Valdez Pichardo TP. Beneficios del tensado
vaginal con Láser CO2 para el bienestar
sexual femenino. experiencia en consulta
privada, septiembre 2018- febrero 2019. Rev
Latinoam Ginecol Reg. 2023; 1(1): 51-63.
https://doi.org/10.5281/zenodo.8196771.
2. Mas M. Cap 5. En: Actualizaciones en
sexología clínica. Itziar Alonso-Arbiol
(editora)- Bilbao; Servicio Editorial.
Universidad del País Vasco, 2005.p. 85-100.
(Educación y Psicología).
3. Berman JR, Goldstein I. Disfunción sexual de
la mujer. Clínicas Urológicas de
Norteamérica. 2001; (2): 431-44.
4. Pérez-Martínez C, Vargas-Díaz IB, Silva H.
Incremento de la capacidad orgásmica en
mujeres bajo tratamiento para incontinencia
urinaria (IU) mediante ondas
electromagnéticas (EXMI). Rev Mex Urol.
2008; 68(4): 229-233.
5. Espuña Pons M, Puig Clota M, González
Agullón M, Zardain PC, Rebollo Álvarez P.
Cuestionario para evaluación de la función
sexual en mujeres con prolapso genital y/o
incontinencia. Validación de la versión
española del “Pelvic Organ Prolapse/Urinary
Incontinence Sexual Questionnaire (PISQ-
12). Espuña Pons M et al. /Actas Urol Esp.
2008; 32(2): 211-219.
6. Organización Mundial de la Salud (OMS).
(2006). Defining sexual health Report of a
technical consultation on sexual health 28–31
January 2002. Ginebra: OMS.
7. Pauls RN, Segal JL, Silva WA, Kleeman SD,
Karram MM. Sexual function in patients
presenting to a urogynecology practice. Int
Urogynecol J. 2006; 17(6): 576–580.
8. Espuna Pons M, Puig Clota M. Coital urinary
incontinence: impact on quality of life as
measured by the King’s Health Questionnaire.
Int Urogynecol J Pelvic Floor Dysfunct. 2007
Nov 1 [Epub ahead of print].
9. Pauls RN, Segal JL, Silva WA, Kleeman SD,
Karram MM. Sexual function in patients
presenting to a urogynecology practice. Int
Urogynecol J. 2006; 17(6): 576–580.
10. González C. Magdiel D. Elaboración y
validación de una versión venezolana del “
Pelvic Organ Prolapse/Urinary Incontinence
Sexual Questionnaire (PISQ-12). Universidad
central de Venezuela. 2012. P 40-48.
11. Urdaneta M J, Briceño Suárez L, Cepeda de
Villalobos M, Montiel Ciro, M, Contreras
Revista Latinoamericana de Ginecología Regenerativa
Barquisimeto – Venezuela. 2024; 2 (2). ISSN e: 3005-2653.
15
Benítez A et al. Función sexual antes y
después de la reparación quirúrgica del
prolapso genital. Rev. Chil. Obstet.
Ginecol. 2013; 78 (2): 102-113.
http://www.scielo.cl/scielo.php?script=sci_arttext&pid=S
0717-75262013000200006&lng=es
Cómo citar este artículo.
Real K, Korakis V, Valbuena A, Renaud A.
Efectividad de la silla electromagnética en la
satisfacción sexual femenina. Rev Latinoam
Ginecol Reg. 2024; 2(2): 09.15.
https://zenodo.org/records/11296384
Revista Latinoamericana de Ginecología Regenerativa
Barquisimeto – Venezuela. 2024; 2 (2). ISSN e: 3005-2653.
16
Parque Nacional Morrocoy, estado Falcón, Venezuela.
Foto: Luis Traviezo
Revista Latinoamericana de Ginecología Regenerativa
Barquisimeto – Venezuela. 2024; 2 (2). ISSN e: 3005-2653.
17
Artículo Original
EFECTIVIDAD DE TRES TÉCNICAS UTILIZADAS EN LA TOMA DE MUESTRA PARA BIOPSIA
EN EL DIAGNÓSTICO HISTOLÓGICO DE LESIONES DEL TRACTO GENITAL INFERIOR
EFFECTIVENESS OF THREE TECHNIQUES USED IN SAMPLING FOR BIOPSY IN THE
HISTOLOGICAL DIAGNOSIS OF LOWER GENITAL TRACT LESIONS
1
Ajakaida Renaud, 2
Luis E. Algara U, 2
Marieugenia Martuci C, 3
Melissa Fernández
1
Médico Especialista en Ginecología y Obstetricia. Cosmetoginecólogo. Profesor Titular AVEMER.
2
Médico Especialista en Ginecología y Obstetricia.
3
Unidad de Anatomía Patológica de la Policlínica Metropolitana de Caracas.
Email: Ajakaidarenaud.tv@gmail.com . Doi: https://zenodo.org/records/11296585
Recibido 14 febrero 2024. Aprobado 21 marzo 2024.
RESUMEN
Las lesiones del tracto genital inferior incluyen, lesiones benignas o premalignas que afectan la vulva,
vagina, cuello del útero y área del periné. Existen diferentes técnicas de incisión para biopsia con fines
de efectuar un diagnóstico de las lesiones del tracto genital inferior. En este estudio de corte transversal,
se analizó la efectividad de las técnicas utilizadas en la toma de muestra para biopsia en el diagnóstico
histológico de dichas lesiones, en 95 mujeres sometidas a escisión con asa diatérmica, bisturí frío o láser
diodo 960w, que acudieron a la consulta ginecológica durante un año. Se halló que la región anatómica
del cuello uterino fue la de mayor número de muestras tomadas (84,2%) y el método de escisión
predominante para la toma de muestra predominantes fue con bisturí en frio (52,6 %). La patología más
común por región anatómicas fue en el cuello uterino el LIE-BG (46,2 %). Solo se evidenció daño de los
bordes con la técnica de asa diatérmica (32,0 %); mientras que con el uso de bisturí en frío y láser diodo
960w no se evidenció daño térmico. Se concluyó, de las tres técnicas estudiadas, el láser diodo 960w, no
presentó errores de diagnóstico causados por el daño térmico en sus bordes. El margen de uso del láser
de diodo 960w es más preciso en comparación con el de otros sistemas. El daño térmico puede ser
controlado y reducido, alternando el uso de ajustes de potencia, pulso y tasa de repetición.
Palabras clave: Técnicas (asa diatérmica, bisturí frío o láser diodo 960w), biopsia, diagnóstico histológico,
lesiones tractogenital inferior.
ABSTRACT
Lower genital tract injuries include benign or premalignant lesions affecting the vulva, vagina, cervix and
perineal area. There are different incision techniques for biopsy to make a diagnosis of lower genital
tract lesions. In this cross-sectional study, the effectiveness of the techniques used in sampling for biopsy
in the histological diagnosis of such lesions was analyzed in 95 women undergoing excision with loop
diathermy, cold scalpel or 960w diode laser, who attended the gynecological consultation during one year.
It was found that the cervical anatomical region had the highest number of samples taken (84.2%) and the
predominant cleavage method for taking predominant samples was with cold scalpel (52.6%). The most
common pathology by anatomical region in the cervix was LSIL (46.2%). Only thermal damage to the
edges was evidenced with the loop diathermy technique (32.0%); while with the use of cold scalpel and
960w diode laser, no thermal damage was evidenced. It was concluded that of the three techniques
studied, the 960w diode laser did not present diagnostic errors caused by thermal damage to its edges.
The margin of use of the 960 w diode laser is more precise compared to other systems. Thermal damage
can be controlled and reduced by alternating the use of power, pulse and repetition rate settings.
Keywords: Techniques (loop diathermy, cold scalpel or 960w diode laser), biopsy, histological diagnosis,
lower tractogenital injuries.
Revista Latinoamericana de Ginecología Regenerativa
Barquisimeto – Venezuela. 2024; 2 (2). ISSN e: 3005-2653.
18
INTRODUCCIÓN
Los avances en los últimos años, se han
producido importantes cambios en la evolución
natural de la enfermedad del tracto genital
inferior, así como el uso de los diferentes
recursos y avances tecnológicos para el
tratamiento (1)
.
Las enfermedades clínicamente significativas de
la vulva se observan con frecuencia en la
práctica, como son las enfermedades epiteliales
no neoplásicas (Liquien escleroso atrófico e
hiperplasia escamosa). Dentro de las lesiones en
vagina se tiene la neoplasia intraepitelial vaginal
y carcinoma de células escamosas; en cérvix
neoplasia intraepitelial cervical de bajo, alto
grado y carcinomas del cérvix (1,2)
.
El cáncer de cérvix es el segundo cáncer en
frecuencia en la mujer a nivel mundial, un 83%
de los casos se dan en países en vías de
desarrollo; una vez desarrollado el cáncer
invasor, el pronóstico está directamente
relacionado con el estadio en el momento del
diagnóstico.
Gracias al conocimiento de los factores
pronósticos y al establecimiento de tratamientos
multidisciplinarios, la mortalidad por cáncer de
cérvix ha disminuido un 75% en los últimos 50
años (2-4)
.
En la actualidad el uso del bisturí en frío y el
láser para biopsias de lesiones benignas en
tracto genital, así como asa diatérmica, se
emplean de manera ambulatoria en la consulta
ginecológica, de patología de vulva y cuello
uterino con frecuencia en el diagnóstico y
tratamiento de la neoplasia intraepiteliales y
cáncer.
El bisturí se ha utilizado durante muchos años
debido a su facilidad de uso, precisión y daño
mínimo en el tejido adyacente. La necesidad de
hemostasia en áreas altamente vasculares, como
la región de la vulva, vagina y cuello uterino,
llevó al uso generalizado de la electrocirugía.
El uso de Asas diatérmicas en patología
ginecológica se propuso por primera vez en
1981, formalizándose la técnica posteriormente
a fin de sustituir las pinzas de saca bocados en
la toma de biopsias durante la colposcopia,
demostrándose una mejor calidad de las
muestras para el estudio histológico (3,4)
.
La técnica fue posteriormente adaptada al
tratamiento de la neoplasia intraepitelial cervical
(NlC) modificando la forma y las dimensiones de
las asas a fines de la década de los ochenta (5)
en
una época ominada por los métodos destructivos
locales (ablativos), principalmente la
vaporización con láser de C02.
El uso del asa diatérmica en el tratamiento de la
NIC mostró en los reportes iniciales, artefactos
de coagulación que interferían con la lectura
histológica de los bordes de resección en el
ectocervix en 32% y en el endocervix en 44%
dificultando el diagnóstico de una escisión
completa de la lesión (9)
.
Estudios posteriores que compararon el
procedimiento de resección con asa grande
LEEP (loop electrosurgical escisión procedure) y
con láser, demostraron igual eficacia y
morbilidad (6,7)
.
Una serie objeciones relacionadas con el daño de
los bordes por el paso del asa diatérmica que
impedía la apropiada lectura de los mismos, hizo
caer en el olvido esta propuesta.
La electrocirugía proporciona hemostasia
mejorada al sellar los vasos sanguíneos antes de
cortar. Sin embargo, los exámenes histológicos
revelaron una inflamación y necrosis más
extensas.
Los defensores del láser enfatizan su efecto
hemostático inherente con menos lesiones en el
tejido periférico que con la electrocirugía (8,9)
.
En el láser, la escisión se trata de un
procedimiento bastante conocido actualmente,
así como, la fotovaporización.
Se usa mucho en diversas especialidades
quirúrgicas incluida ginecología. Esta es una
técnica utilizada para eliminar el tejido con la
reproducción de calor (9,10)
.
El corte ocurre cuando la temperatura dentro de
los tejidos sube lo suficientemente alta y lo
suficientemente rápido como para que ocurra
una vaporización explosiva del agua, solo una
pequeña proporción del agua celular total debe
evaporarse para que ocurra la ruptura de los
mosaicos (11)
.
Uno de los elementos que más aportan al uso del
láser diodo 960w, es la seguridad que da su uso
por su precisión de acción en la zona puntual
tratada y su rápida dispersión térmica con lo que
el daño térmico se centra en el punto de impacto.
Revista Latinoamericana de Ginecología Regenerativa
Barquisimeto – Venezuela. 2024; 2 (2). ISSN e: 3005-2653.
19
El efecto térmico a 2 mm se dispersa en forma
gausiana desde el lugar de impacto y lo mismo
en profundidad.
Dicho de otra forma, a 2 mm del sitio de impacto
donde el efecto terapéutico es óptimo, tanto en
profundidad como en extensión circunferencial,
el efecto es solo hipertermia transitoria celular a
no más de 40-45 grados centígrados con lo que,
no hay daño extendido ni peligro de que
existiese.
En el láser diodo 960w, la intensidad y la
velocidad del punto luminoso se regulan a fin de
controlar la penetración del corte, efecto que
produce la lesión térmica en la célula.
Sin duda actuar con este equipo que nos entrega
energía en forma de temperatura en el sitio de
impacto del orden de los 120 a 140 grados, nos
asegura solo vaporización sin carbonización.
Esto es fundamental en aquellos casos donde la
resección es muy importante para el estudio
anátomo-patológico pues los bordes de la misma
no tienen daño alguno a diferencia de lo que pasa
con la electrocirugía.
Podría discutirse si las ventajas sobre la
electrocirugía son lo suficientemente
considerables para evaluar una tecnología mucho
más costosa para estos tratamientos receptivos.
En este caso, sin duda que el tema control de
sangrado y bordes de resección sin lesiones
térmicas a más de 2 mm del borde de corte son
fundamentales al momento de la discusión.
Hasta el momento, las investigaciones en este
campo son escasas; no se efectúan por que se
expone que el láser está limitado por su alto
costo y mantenimiento; no obstante, en vista de
la existencia de los diferentes recursos y
tecnologías disponibles para diagnosticar y
realizar tratamientos curativos, razones que
motivaron a desarrollar el presente estudio con
el objetivo de analizar la efectividad de las
técnicas (bisturí frío, electrobisturí y el láser
diodo) utilizadas en la toma de muestra para
biopsia en el diagnóstico histológico de las
lesiones del tracto genital inferior.
MÉTODO
Se efectuó un estudio descriptivo transversal en
una población objetivo conformada por 95
mujeres que presentaron lesiones, vulvares,
vaginales, en cuello uterino y glúteo, que
acudieron a la consulta de ginecológica durante
un año.
Fueron incluidas en el estudio, las mujeres con
patología del tracto genital inferior a las que se
le tomó muestra para biopsia con técnica de asa
diatérmica, bisturí frío y láser diodo, y con
estudio histológico reportado. Se excluyeron las
mujeres con patologías malignas del tracto
genital inferior con tratamientos previos
ablativos.
Para el diagnóstico histológico de la lesión, se
tomó muestra para biopsia con tres técnicas (Asa
diatérmica, bisturí frío y Láser diodo), la muestra
extraída del producto de la técnica quirúrgica
empleada, permitió obtener un diagnóstico final,
así como la presencia o ausencia de lesiones
preinvasoras en los bordes de resección.
Para el borde de resección quirúrgico (BRQ), se
describió y especificó si los bordes de la muestra
están libres de lesión o no. En la determinación
del daño térmico de los tejidos, me evaluó el daño
por calor en las muestras tomadas.
Se usaron hojas de bisturí N°11. El láser
ORLIGHT LASER INNOVA CX® DIODO 980 de
potencia máxima 30 Watts; se usó en modo de
haz continúo a una configuración de 10W con un
diámetro de punta de 0,3 mm. La unidad de
electrocirugía Valleylab se ajustó a 40W modo
coagulación.
Las muestras fueron fijadas en formalina
tamponada al 10%, se incrustaron en parafina y
se seccionaron de forma inversa; de manera que
se obtuvieron cortes transversales completos de
la lesión de la mucosa.
Las secciones se tiñeron con hematoxilina y
eosina. Las secciones de tejido se evaluaron
mediante microscopía óptica y las mediciones se
realizaron con un micrómetro ocular.
La lesión tisular aguda se evaluó
histológicamente midiendo la longitud de la
destrucción epidérmica en milímetros y la
desnaturalización del colágeno dérmico lateral a
ambos bordes de la lesión.
Todas las evaluaciones histológicas se
realizaron a doble ciego por dos observadores
independientes. Se elaboró un formulario que
incluyó los datos generales de la paciente y las
variables a estudiar.
RESULTADOS
Las 95 pacientes que acudieron con diagnóstico
o sospecha de lesión en el tracto genital
femenino, se le realizaron toma de muestra con
Revista Latinoamericana de Ginecología Regenerativa
Barquisimeto – Venezuela. 2024; 2 (2). ISSN e: 3005-2653.
20
tres métodos o técnicas diferentes de escisión
(bisturí frío, electrobisturí o asa diatérmica y
láser diodo). Siendo la región anatómica con
mayor número de muestras tomadas, el cuello
uterino con 82 (84,2%) del total de los bloques
procesados por anatomía patológica (gráfico 1)
Gráfico 1. Ubicación anatómica de la lesión en
el tracto genital femenino.
En el gráfico 2 se observa los métodos de
escisión utilizado para la toma de muestra de la
lesión en el tracto genital femenino; predominó
las muestras tomadas con bisturí frío 50 (52,6%),
seguido con electrobisturí 25 (26,3%) y 20
(21,0%) con Láser diodo.
Gráfico 2. Método de escisión empleado para la
toma de la lesión en el tracto genital femenino.
En las siguientes imágenes 1, 2 y 3 se muestra
los cortes histológicos con cada uno de estos
métodos de escisión.
En el cuadro 1 se aprecian que las patologías más
comunes por región anatómica fueron: En vulva
el liquen plano 4 (40%; en la vagina
predominaron el igual porcentajes (1 (25%),
condilomas, VPH, signos de atrofia e inflamación
crónica. En cuello uterino, la patología más
diagnosticada en análisis de los bloques de las
muestras fue el LIE-BG 37 (46,5%), seguido del
menor número de muestras 5 (6,2%) positivas
para cáncer; en la región glútea se un nevus
compuesto 1(100,0 %).
Cuadro 1. Diagnóstico histológico de lesiones
del tracto genital inferior femenino
Revista Latinoamericana de Ginecología Regenerativa
Barquisimeto – Venezuela. 2024; 2 (2). ISSN e: 3005-2653.
21
En el gráfico 3, se indica el daño térmico en los
bordes de acuerdo a cada una de las técnicas
empleadas para la toma de muestra. Solo se
determinó daño térmico, de los bordes en 8
(32,0%) muestras tomadas con la técnica de asa
diatérmica (electrobisturí. A diferencia de las
muestras tomadas con las técnicas de bisturí frío
y del láser diodo que no presentaron daño
térmico en los bordes.
Gráfico 3. Daño térmico en los bordes de
resección y compromiso según la técnica
empleada para la realización de escisión de
lesiones en el tracto genital inferior femenino.
DISCUSIÓN
Como aspecto general de los sitios de incisión y
escisión, el presente estudio evidenció que la
región anatómica donde más se toman muestra
para biopsias por lesiones sospechosa, es el
cuello uterino 80 (84,2 %), seguida de la región
vulvar 10 (10.5%), lo cual, coincide con las
principales causas de patología ginecológica, (1,2
ya que luego de los trastornos menstruales, la
menopausia; la patología cervical, es uno de los
motivos de consulta más frecuentes o la causa
principal para la apertura de consultas
especializadas de patología de cuello y vulva.
Históricamente la técnica mayormente utilizada
para la exéresis y toma de muestra en lesiones
evidenciadas en el tracto genital inferior
femenino es el bisturí frío, sin embargo con el
advenimiento de técnicas como el
electrocauterio y posteriormente el láser que
mejoraron la hemostasia al realizar dichas tomas
y a pesar de la diferencia de costos; (1, 3,4)
no
obstante, no se observaron diferencias
importantes entre el uso del electrocauterio y el
láser como método de escisión empleado para la
toma de las mismas.
En este estudio los resultados del diagnóstico
histológico reportados con mayor frecuencia
fueron: el liquen plano (región vulva),
condilomas, atrofia, inflamación crónica y
presencia de VPH (región vaginal); así como, la
patología LIE-BG (región cervical) las cuales
incluyen como causas el NIC y VPH, asimismo,
se hizo énfasis en el diagnosticado cáncer
invasor (9)
.
La visualización histológica en lesiones donde se
usaron las técnicas de electrocauterio y láser se
caracterizó por tinciones más profundas,
picnóticas distorsionadas, núcleos, vasos
sanguíneos trombosados o colapsados, linfáticos
y artefacto de cauterio dado por necrosis por
coagulación.
La destrucción medida en los especímenes
histopatológicos, fue casi indetectable en
lesiones de bisturí frío. No se mostró evidencia
de daño térmico con el bisturí frío en
comparación con láser diodo, recordando que en
la técnica de bisturí o llamado “bisturí frío” no se
genera energía térmica.
En síntesis, se ha referido que la
electrocoagulación diatérmica conocida y
empleada desde muchos años atrás, para el
tratamiento de las lesiones benignas del cérvix,
fue desde el punto de vista histórico el primer
método ablativo que se utilizó para tratar las
displasias cervicales en la década de los sesenta.
Posteriormente, se comenzó a utilizarse la
termocoagulación y luego la criocirugía hacia
finales de la misma década. Actualmente el láser
de dióxido de carbono es una técnica utilizada en
la toma de muestra para biopsia en el diagnóstico
histológico de las lesiones del tracto genital
inferior.
La medición de eficacia de estas técnicas
evidenció que esta última el láser diodo ofrece
mayor seguridad, en la determinación del
diagnóstico histológico en lesiones del tracto
genital inferior.
No obstante, en la literatura científica, son
escasas las investigaciones publicadas que
Revista Latinoamericana de Ginecología Regenerativa
Barquisimeto – Venezuela. 2024; 2 (2). ISSN e: 3005-2653.
22
refieran el daño térmico en los bordes de
muestras tomadas en lesiones del tracto genital
inferior u otra área abarcada por la ginecología
con el uso de láser diodo, de ahí la relevancia del
estudio al analizar estos tres métodos o técnicas
de escisión.
CONCLUSIÓN
La técnica láser diodo 960w fue más efectiva en
la toma de muestra para de biopsia de tejido del
tracto genital inferior para realizar un análisis
histopatológico, sin errores de diagnóstico
causados por el daño térmico en sus bordes.
El margen de utilización del láser diodo 960w es
más preciso con relación a otras técnicas. El
daño térmico puede ser controlado y reducido,
alternando el uso de ajustes de potencia, pulso y
tasa de repetición.
Fuentes de financiamiento. No se tuvieron
fuentes de financiamiento para la ejecución del
presente manuscrito.
Conflicto de intereses. Los autores declaran no
tener conflicto de intereses.
REFERENCIAS
1. OPS. Planificación de programas
apropiados para la prevención del cáncer
cérvicouterino. 3ed. Ciencias Médicas; 2012. p. 3-
5.
2. Natural History of Cervical Cancer:
Even infrecuent screening of older women saves
lives Cervical Cancer Prevention Fact Sheet.
Program for Appropriate Technology in Health
(PATH). november 2015. http://
www.path.orLesiones Preinvasoras de cuello
uterino.
3. Tratamiento. Protocolos de La SEGO
2016; 90: 1-3.3.
4. Programa de Cáncer cérvico uterino de
la OMS; 2014.
5. Bloss JD. The use of electrosurgical
techniques in the management of the vulva, vagina and
cervix: an escisional rather than ablativo Approach.
Am J Obstet Gynecol. 2011; 169: 1081-5.
6. Cirisano FD. Management of pre-
invasive disease of the Cervix. Semin Surg
Oncol. 2015; 16: 222227.
7. Cabrera DJ, Villanueva J, Correa L,
Landeros J, Navarrete J, Silva I. Uso del Asa
Electroquirúrgica en neoplasias preclínicas del cérvix.
Rev Chil Obstet Ginecol. 2016; 67 (6): 461-6.
8. Prendiville W. Ablación de la Zona de
transformación con Asa. Clín Obstet Ginecol.
2015; 3: 597612.
9. Seman F. Cáncer Cérvico Uterino.
Historia Natural y Rol del Papiloma Humano.
Perspectivas en prevención y tratamientos. Rev.
Chil. Obstet Ginecol. 2016; 67(4): 318-23.
10. Wright T, Richart R. Electrosurgery for
HPV-Related Diseases of The Lower Genital
Tract: Practical Handbook for Diagnosis and
Treatment by Loop Electrosurgical and
Fulguration Procedures.1992.
11. Salvaterra Azevedo AM. Evaluación
histológica de los márgenes quirúrgicos en
cirugía con láser de tejidos blandos de la cavidad
oral. Departamento de Ciencias Morfológicas
Faculdad de Medicina e Ondontología, Santiago
de Compostela, 2015.
Cómo citar este artículo.
Renaud A, Algara L, Martuci M, Fernández M.
Efectividad de tres técnicas utilizadas en la toma
de muestra para biopsia en el diagnóstico
histológico de lesiones del tracto genital inferior.
Rev Latinoam Ginecol Reg. 2024; 2(2): 17-22.
https://zenodo.org/records/11296585
Revista Latinoamericana de Ginecología Regenerativa
Barquisimeto – Venezuela. 2024; 2 (2). ISSN e: 3005-2653.
23
Caso clínico
SIRINGOMA VULVAR TRATADO CON LÁSER DE CO2 FRACCIONADO Y
PLASMA RICO EN PLAQUETAS: A PROPÓSITO DE UN CASO
VULVAR SYRINGOMA TREATED WITH FRACTIONATED CO2 LASER AND
PLATELET-RICH PLASMA: A CASE REPORT
1
Maryann Medina, 1
Gabriela Maestre, 1
Pedro Ochoa,
1
Homerlin Pacheco, 1,2
Ajakaida Renaud
1
Universidad Internacional Abierta Generalísimo Sebastián Francisco de Miranda.
2
Universidad Centroccidental Lisandro Alvarado. Ginecología y Obstetricia.
Barquisimeto, Venezuela.
Email: mmaryann132@gmail.com , Doi: https://zenodo.org/records/11296701
Recibido 23 marzo 2024. Aprobado 27 abril 2024.
RESUMEN
Los siringomas vulvares son neoplasias benignas anéxiales que se originan en la porción ductal de
las glándulas sudoríparas ecrinas. En la literatura la localización vulvar es considerada una patología
poco frecuente; clínicamente se presentan en la vulva como pápulas pequeñas, firmes de color piel,
pruriginosas. En este estudio se evaluó el resultado del tratamiento con láser de CO2 fraccionado
más plasma rico en plaquetas (PRP), en un caso de siringomas vulvares, en una paciente de 47 años
que consultó por presentar sensación de piel acartonada y amamelonada de 20 años de evolución.
Los hallazgos clínicos e histopatológicos determinaron un resultado diagnóstico de siringomas
vulvares localizados; previo consentimiento informado la paciente recibió tratamiento de las
lesiones de forma individual con láser de CO2 para foto vaporizarlas, tras aplicación de PRP; el
tiempo programado fue una sesión mensual, durante un año. Los resultados obtenidos después de
un año de tratamiento, fueron una notable disminución de las lesiones, observándose que no se
generaron cambios en la sensibilidad del área, ni cicatrices residuales, además, se evidenció una
mejor elasticidad de la piel y ausencia de prurito, sin que se hayan presentado nuevos brotes. Se
concluyó que el láser de CO2 fraccionado combinado con el PRP es un tratamiento seguro y eficaz
para las lesiones por siringomas vulvares, siendo mínimamente invasivo, con poco dolor y rápida
recuperación; además, reduce el tamaño de las lesiones.
Palabras clave: Siringomas, láser CO2, foto vaporización, plasma tico en plaquetas
ABSTRACT
Vulvar syringomas are benign adnexal neoplasms that originate in the ductal portion of the eccrine
sweat glands. In the literature the vulvar location is considered an infrequent pathology; clinically
they present on the vulva as small, firm, skin-colored, pruritic papules. In this study we evaluated
the results of treatment with fractionated CO2 laser plus platelet-rich plasma (PRP) in a case of
vulvar syringomas in a 47-year-old female patient who consulted for presenting a sensation of
crusted and crusted skin of 20 years of evolution. The clinical and histopathological findings
determined a diagnostic result of localized vulvar syringomas; after informed consent the patient
received treatment of the lesions individually with CO2 laser to photo vaporize them, after
application of PRP; the scheduled time was one session per month for one year. The results
obtained after one year of treatment were a notable reduction of the lesions, observing that there
were no changes in the sensitivity of the area, nor residual scars, in addition, a better elasticity of
the skin and absence of pruritus were evidenced, without new outbreaks. It was concluded that
fractionated CO2 laser combined with PRP is a safe and effective treatment for vulvar syringoma
lesions, being minimally invasive, with little pain and rapid recovery; in addition, it reduces the size
of the lesions.
Keywords: Syringomas, CO2 laser, photo vaporization, platelet-rich plasma
Revista Latinoamericana de Ginecología Regenerativa
Barquisimeto, Venezuela. 2024; 2 (1). ISSN: 3005-2653
24
INTRODUCCIÓN
Los siringomas vulvares son tumores
benignos anéxiales que se originan en la
porción ductal de las glándulas sudoríparas
ecrinas y que pueden representar un reto
para su diagnóstico debido a su similitud
clínica con otras afecciones vulvares (1)
.
Se caracterizan por la aparición de múltiples
pápulas redondeadas, de 1-5 milímetro (mm)
de diámetro, del color de la piel o amarillentas
y consistencia firme, localizadas en párpados,
región anterior del cuello, tronco y abdomen,
pudiendo ser confundidos con otras lesiones
de la región (2)
.
En este sentido, resulta fundamental conocer
las características clínicas y patológicas de
estas lesiones para un adecuado abordaje
diagnóstico y terapéutico. (1)
El diagnóstico se realiza a través del estudio
histopatológico de la lesión, en donde se
puede observar una epidermis normal, y en la
dermis superior una proliferación de
conductos pequeños de tipo ecrino, algunos
de los cuales presentan prolongaciones que
se asemejan a una coma o que dan un aspecto
similar a un renacuajo (3)
.
Las diferencias en los diagnósticos que se
podrían plantear son: quistes epidérmicos,
angioqueratomas, condilomas acuminados,
moluscos contagiosos, liquen simple crónico,
liquen escleroatrófico, psoriasis, escabiosis,
pediculosis pubis y dermatitis de contacto
alérgica, entre otras que presenten un
comportamiento clínico similar (4)
.
Por otra parte, se diferencia del carcinoma
microquístico de los anexos porque es más
pequeño y simétrico, no exhibe quistes
córneos prominentes y las células dispuestas
en una sola hilera son inusuales (2)
.
El primer caso reportado de siringomas
vulvares fue en 1971. La única serie de casos
de siringomas de localización vulvar se
describió en Taiwán en 18 pacientes mujeres
con una edad media de 30 años (3,5)
.
Los siringomas vulvares son un trastorno
raro y son pocos los casos reportados en la
literatura, el tratamiento está indicado si las
lesiones son sintomáticas y por razones
estéticas, para lo cual se han empleado
medicamentos como la atropina, tretinoina y
el ácido tricloroacético, con escasa respuesta
clínica (1)
.
Entre otros tratamientos recomendados en
los siringomas, está el uso de láser de dióxido
de carbono (CO2) que ofrece varias ventajas
sobre otros métodos utilizados
anteriormente; el láser de CO2 permite una
precisión muy alta en la eliminación de los
siringomas en el área genital, donde el
tratamiento con láser de CO2 puede eliminar
y/o controlar la proliferación de los
siringomas de manera eficaz. La duración del
tratamiento es menor; es decir, se requieren
menos sesiones que con otros métodos, lo
que reduce el tiempo de tratamiento general
(2)
.
El láser de CO2 es selectivo y solo ataca las
células objetivo, dejando la piel sana y sin
dañar el tejido circundante.
Esto reduce significativamente el riesgo de
cicatrices y marcas permanentes, después
del tratamiento con láser de CO2, la
recuperación es más rápida en comparación
con otros métodos. Los pacientes pueden
incorporarse a sus actividades habituales sin
tiempo prolongado de inactividad, el láser de
CO2 se puede utilizar en diferentes tipos de
siringomas (2)
.
Además, el tratamiento con láser de CO2
fraccionado puede ayudar a mejorar la
apariencia de las lesiones y a reducir su
tamaño, lo que puede mejorar
significativamente la calidad de vida de las
pacientes que padecen siringomas en la zona
genital (5)
.
Aunque existen otros tratamientos
disponibles para los siringomas, la evidencia
médica sugiere que el tratamiento con láser
de CO2 fraccionado puede ser altamente
efectivo y requerir menos tiempo de
recuperación que otras intervenciones
potenciales (4)
.
De allí la importancia de combinar esta terapia
entre otros componentes con factores de
crecimiento del plasma para estudiar su
utilidad y efectividad para la mejoría del
tejido dérmico y mucosa vaginovulvar
mejorando claramente los cambios atróficos
epiteliales de patologías como liquen
escleroso, la atrofia hipoestrogénica y los
siringomas (4,6)
.
Revista Latinoamericana de Ginecología Regenerativa
Barquisimeto, Venezuela. 2024; 2 (1). ISSN: 3005-2653
25
Estudios previos sobre el uso del Láser de
CO2 fraccionado conjuntamente con el plasma
rico en plaquetas (PRP) han demostrado una
mejoría estadísticamente significativa
(p<0,05) en la presencia de eritema y menor
hiperpigmentación postinflamatoria en los
sitios de tratamiento con una mayor
producción de colágeno respecto a otros
grupos de estudio (7)
.
Todos estos cambios se deben
probablemente, a la presencia de al menos
siete diferentes factores de crecimiento en el
PRP que puede mejorar la reparación de
tejidos dérmico y mucosa vaginovulvar
regenerando claramente los cambios
atróficos epiteliales de patologías vulvares (8)
.
De esta manera, no se ha reportado en
estudios publicados, con el uso de láser de
CO2 fraccionado más PRP aplicado en área
vulvar, como tratamiento en los siringomas
vulvares que tenga una efectividad de mayor
alcance que los tratamientos tradicionales.
En este contexto, se demostró dicho
tratamiento, observando la evolución clínica y
emocional de la paciente.
Finalmente, en este estudio se espera que los
resultados sirvan como una terapia
alternativa en la que se combinan el láser de
CO2 fraccional y la utilización del PRP como
un tratamiento seguro y eficaz que no causa
efectos segundarios por tratarse de un
componente autólogo, atoxico y natural,
además de ser un procedimiento altamente
reproducible; lo cual se traduce en un
restablecimiento de la calidad de vida y la
función sexual de la mujer, entre otros
beneficios.
CASO CLÍNICO
Se trata de una paciente de 47 años con
antecedentes personales menarquia, refiere
un sangrado tipo mancha a los 15 años duro
sólo 3 días.
Asiste a la consulta por presentar sensación
de piel acartonada y a mamelonada de 20
años de evolución. Se valoró el perfil
hormonal, resultando: niveles bajos de
estradiol, aumento de la hormona
foliculoestimulante (FSH); asimismo, se
realizaron otros laboratorios: examen de
insulina pre y postprandial, glicemia en
ayunas y postprandial; los resultados
confirmaron menopausia precoz y síndrome
metabólico.
En la exploración del examen ginecológico, se
observó en los labios mayores, unas pápulas
de color carne simétricas, asintomáticas, sin
lesiones en labios menores.
Se realizó biopsia de una de las pápulas, el
resultado de Anatomía Patológica reportó
siringomas vulvares localizados,
describiendo hallazgos, de una proliferación
de elementos ductales en la dermis; estos
ductos estaban tapizados por dos capas
celulares y algunos estaban dilatados por la
presencia de un contenido amorfo en su
interior, formaban estructuras con una cola
celular que les daba un aspecto en renacuajo.
La dermis presentaba haces de colágeno
escleróticos y en la epidermis no se
observaba ningún cambio significativo.
En vista de los hallazgos clínicos e
histopatológicos de las lesiones, se inició
tratamiento con láser de CO2 fraccionado,
para fotovaporizar las lesiones de manera
individual, y al final de cada sesión se aplicó
PRP.
Este tratamiento se programó una sesión
mensual durante un año. Simultáneamente, se
indica la realización de ejercicios físicos y
cambios en los hábitos de alimentación, más la
administración de suplementos vitamínicos,
para contribuir al cambio de la probiota
intestinal y genital.
MÉTODO
Se eligió un caso de una paciente que acudió
al Centro Médico Spinetti, a quien se le
diagnóstico siringomas vulvares localizados
según clínica y examen histológico.
Se explicó a la paciente la opción terapéutica
a realizarse con láser de CO2 fraccionado más
PRP, una vez al mes durante un año;
comprendido el procedimiento se solicitó su
autorización para ser tratada y ser parte de
un estudio, quien aceptó y firmó la hoja de
consentimiento informado.
Previamente para obtener el PRP, en cada
sesión de tratamiento, se colocó a la paciente
un torniquete en el brazo derecho, se limpió
y se le extrae sangre del área articular con
una inyectadora de 10 cc, luego se pasa a un
Revista Latinoamericana de Ginecología Regenerativa
Barquisimeto, Venezuela. 2024; 2 (1). ISSN: 3005-2653
26
tubo de tapa azul estéril, para centrifugar a
1800 revoluciones por 2 minutos.
Seguidamente, la paciente se coloca una bata
desechable y en la camilla en posición de
litotomía se examina, ubicándose las lesiones
de los siringomas vulvares; posteriormente,
se realiza asepsia y antisepsia del área genial,
aplicando lidocaína al 2%, se esperan 2
minutos; se enciende el equipo de laser de
CO2 fraccionado a una potencia de 15 whats
en modo continuo y se procede a realizar
fotovaporización de las lesiones individuales,
tras la aplicación del PRP en cada lesión.
Al terminar el procedimiento la paciente se
cambia y se le indica tratamiento oral diario
de Zing 50 miligramo (mg), Vitamina C 1000
mg, Magnesio 500 mg, Vitamina D 5000 ud y
se programa la próxima cita mensual.
RESULTADOS
Los resultados primarios en este caso,
destacan que la paciente, en edad
menopáusica, a la exploración, antes de
iniciar el tratamiento, (figura 1), se observó la
presencia de lesiones en los labios mayores
de la vulva, las cuales se encuentran de
manera bilateral y simétrica.
Estas lesiones suelen causar un prurito
intenso manifestado por la paciente. Además,
se observó un aumento en el tamaño de las
lesiones, las cuales se relacionan con
siringomas.
Figura 1. Antes del tratamiento.
En la siguiente figura 2, durante la aplicación
y administración del tratamiento, se distingue
un área vulvar con una apariencia de la piel
tratada y una evolución favorable en la
textura, comprobada con un aumento en la
elasticidad y firmeza de la piel, observado en
un corto periodo de tiempo y con efectos
duraderos.
Figura 2. Durante el tratamiento
Después de un año de tratamiento con láser
de CO2 fraccionado y PRP, en esta figura 3,
se observa la evolución clínica del
tratamiento mediante una disminución
importante de las lesiones de siringomas;
además, de una mejor elasticidad de la piel
comparada antes de recibir el tratamiento
cuya manifestación y/o observación fue una
piel acartonada y a mamelonada (figura 3); así
como también, la ausencia de prurito
manifestada por la paciente.
Figura 3. Después de un año de tratamiento
DISCUSIÓN
Los siringomas son tumores benignos de las
glándulas ecrinas que pueden aparecer como
pequeñas pápulas múltiples, usualmente
asintomáticas. La localización genital es baja
en frecuencia; el primer caso de siringomas
genitales fue reportado en pene, representó
el 0,6% de la patología descrita en un hospital
argentino (9)
.
Revista Latinoamericana de Ginecología Regenerativa
Barquisimeto, Venezuela. 2024; 2 (1). ISSN: 3005-2653
27
Actualmente la literatura refiere una razón de
mayor proporción en mujeres que en hombres
(8)
.
Las estadísticas muestran un comienzo en la
adolescencia y generalmente durante la
tercera década de la vida. Tienen influencias
hormonales, principalmente cuando se
localizan en la vulva (10)
.
Los siringomas vulvares como se ha referido
son poco frecuentes y en la mayoría de ellos,
las pacientes reportan prurito como síntoma
acompañante (75% de casos) (3)
, con lesiones
en el área vulvar, incluyendo pápulas color
piel o hiperpigmentadas, quísticas
blanquecinas y pápulas liquenoides (9,11,12)
.
Es importante destacar la similitud de esta
referencia con el estudio de este caso; la
paciente en edad menopáusica, experimentó
al igual prurito vulvar intenso, lo que pudo
haber contribuido a que las lesiones no fueran
detectadas inicialmente.
En este campo los estudiosos han abordado
el tratamiento de lesiones diagnosticadas
como siringomas por ser una patología
benigna, casi siempre asintomática y no
progresiva, principalmente cuando se decide
tratamiento, es debido al prurito intenso o por
motivos estéticos.
Entre los autores existen contradicciones en
la eficacia adecuada en los diferentes tipos de
terapéuticas descritas en la bibliografía, entre
ellos, el láser de CO2 en combinación con
ácido tricloroacético o no, retinoides y
atropina tópicos, otros (12)
.
No obstante, en este estudio se utilizó un
tratamiento con láser CO2 combinado con
PRP, éste último estimula la producción de
colágeno, debido a las características del caso
se inició el tratamiento durante un año con
láser CO2 fraccionado a 15 watts en la que se
efectuó la fotovaporización de las lesiones de
los siringomas; esta indicación coincide con
lo estudiado por otros autores (1,2)
que
mencionan que el láser CO2 es una opción
segura y eficaz para el tratamiento de los
siringomas en el área vulvar.
A pesar de ser una patología benigna se
realizó el tratamiento por razones estéticas
debido al gran número de lesiones que
presentaba la paciente. En este caso la
cirugía no era una buena opción puesto que
se asocia frecuentemente a formación de
cicatrices anómalas, comprometiendo la
sensibilidad y la morfología de la zona; por
otra parte, el tratamiento farmacológico no
estaba indicado puesto que era asintomática
(7)
.
Al respecto, si se desea lograr mayor
profundidad de remoción solo hay que repetir
su acción en la misma región obteniendo de
esta forma ablaciones capa a capa en forma
controlada y menos dolorosas para la
paciente; coincidente con otros estudios en la
que se obtuvo como resultado la exéresis
completa de las lesiones; siendo la mejoría
clínica reportada por la paciente fue de 100%
(13)
, dato que concuerda con nuestra
apreciación y/o evolución clínica del estudio
de este caso, en vista que el tratamiento
combinado de láser de CO2 fraccionado y PRP
muestra una notable recuperación en la piel,
con resultados visibles en poco tiempo y
efectos duraderos.
Entre otros resultados favorable de este
caso, no se reportó durante el curso del
tratamiento cambios en la sensibilidad, ni
cicatrices residuales, por lo cual, es una
alternativa para el tratamiento de siringomas
localizado a nivel vulvar; esto es coincidente
por otros autores (1)
que no encontraron
complicaciones con respecto a la perdida de
sensibilidad ni cicatrices residuales.
A pesar de la mejoría clínica de este caso, y
la no presencia de nuevos brotes de lesiones,
se debe mantener una vigilancia por tiempo
prolongado, puesto que las recidivas son
frecuentes y ningún tratamiento garantiza su
desaparición a largo plazo.
Aunado a los resultados de estudios previos,
que se han realizados con esta terapéutica,
existe coincidencia que no hubo cicatrices
posteriores, destacando su rápida acción,
selectividad, precisión y especificidad para el
daño tisular; lo que generó una destrucción de
los siringomas localizados de manera
efectiva, de acuerdo a la atención médica
oportuna y adecuada.
CONCLUSIÓN
Del presente estudio, se desprende que,
aunque no existe un tratamiento óptimo para
los siringomas, la mayor parte de la
bibliografía y estudios científicos publicados
sugieren utilizar láser de CO2 solo o en
Revista Latinoamericana de Ginecología Regenerativa
Barquisimeto, Venezuela. 2024; 2 (1). ISSN: 3005-2653
28
combinación, en este caso se adicionó el PRP
aplicado al final de cada sesión,
demostrándose al año, que es un tratamiento
seguro y efectivo para las lesiones de
siringomas vulvares, siendo mínimamente
invasivo, con mejoría clínica de las lesiones a
mediano plazo y evidencia de elasticidad de
la piel.
Estos resultados no son concluyentes, se
espera se continúe investigando en esta área,
para fortalecer los resultados de otros
estudios de casos.
Fuentes de financiamiento. No se tuvieron
fuentes de financiamiento para la ejecución
del presente manuscrito.
Conflicto de intereses. Los autores declaran
no tener conflicto de intereses.
REFERENCIAS
1. Mendoza Mendoza Am, Minchola Vega, jl.
Siringomas vulvares: comunicación de un
caso, Rev. Perú. Ginecol. Obstet. Lima. 2021;
67(4).
2. Pedrazas D, de Pablo B, García D, Garrone R.
Syringoma, Hospital Sant Joan de Déu de
Martorell, Martorell. Barcelona, España.
2015. hptt//: 10.1016/j.semerg.2015.05.002.
3. Tapia O, Kam S y San Martín R. Singoma
vulvar: reporte de caso y revisión de la
literatura, Int J. Morphol. 2012; 30(3): 924-6.
4. Sánchez Tadeo MT, Pérez Rivera M, y Barba
Gómez JM. Siringomas vulvares: Reporte de
caso y revisión de la literatura, dermatología
CMQ. 2017; 15(1): 34-37.
5. Villagrasa-Bolia P, Bularcaa, I. Martínez
Pallása EA, García Garcíab A, Fuente Meir S.
Siringomas vulvares: Cuando el diagnóstico
diferencial es un reto. Zaragoza España.
2020. http//: 10.1016/j.gine.2020.06.006
6. Hui Q, Chang P, Guo B, Zhang Y, Tao K. The
Clinical Efficacy of Autologous Platelet Rich
Plasma Combined with Ultra-Pulsed
Fractional CO2 Laser Therapy for Facial
Rejuvenation. Rejuvenation Res. 2017; 20(1):
25-31.
7. Fernández-Crehuet P, Herrera-Sava A,
Domínguez-Cruz J, Camacho FM. Siringomas
generalizados. Aportación de un caso,
Departamento de Dermatología. Hospital
Universitario Virgen Macarena. Sevilla.
España 2007.
8. Nita AC, Orzan OA, Filipescu M, Jianu D. Fat
graft. Láser CO₂ and plateletrich plasma
synergy in scars treatment. J Med Life. 2013;
6: 430-433.
9. Williams K, Shinkai K. Evaluation and
management of the patient with multiple
syringomas: A systematic review of the
literature. J Am Acad Dermatol. 2016; 74 (6):
1234-40. e9. doi.10.1016/j.jaad.2015.12.006.
10. Huang Y, Yu-Huei K. Vulvar syringoma: A
clinopathologic and immunohistologic study
of 18 patients and results of treatment. J Am
Acad Dermatol. 2003; 48(5): 735-9.
11. Mahan R, Bang D y Bilimoria F. Rare sweat
gland tumors of vulva: report of two cases,
Indian Journal of Sexually Transmitted
Diseases. 2012; 33(2): 124-7.
12. López-Cordero S, Torres-Camacho P,
Mercadillo-Pérez M, Arellano-Mendoza MI.
Múltiples siringomas en una topografía clínica
poco frecuente: reporte de caso. Ginecol
Obstet Mex. 2021; 89 (4): 325-329.
https://doi.org /10.24245/gom.v89i4.473.
13. Kar BR, Raj C. Fractional CO2 Láser vs
fractional CO2 with topical platelet-rich
plasma in the treatment of acne scars: Asplit-
face comparison trial. J Cutan Aesthet Surg.
2017; 10: 136-44.
Cómo citar este artículo.
Medina M, Maestre G, Ochoa P, Pacheco H,
Renaud A. Siringomas vulvar tratado con láser
de CO2 fraccionado y plasma rico en
plaquetas: a propósito de un caso. Rev
Latinoam Ginecol Reg. 2024; 2(2): 23-28.
https://zenodo.org/records/11296701
Revista Latinoamericana de Ginecología Regenerativa
Barquisimeto – Venezuela. 2024; 2 (2). ISSN e: 3005-2653.
29
Caso clínico
UTILIZACIÓN DE AMNIOS EN COMBINACIÓN CON PRP EN LA
CREACIÓN DE NEOVAGINA: APROPÓSITO DE UN CASO
USE OF AMNION IN COMBINATION WITH PRP IN THE
CREATION OF NEOVAGINA: A CASE REPORT
1
Sandip Maiti, 2
Ajakaida Renaud, 2
Marlery Indriago
1
Centro de Medicina Pélvica Avanzada, Hospital Hospitaria, NL, México.
2
Instituto Iberoamericano de Cirugía Ginecológica Funcional y Estética.
Email: drmaiti@medicinapelvica.com . Doi: https://zenodo.org/records/11296811
Recibido 14 marzo 2024. Aprobado 21 abril 2024.
RESUMEN
Las investigaciones de la medicina regenerativa, continúan fortaleciendo las herramientas para
mejorar la calidad de vida de las pacientes, contribuyendo de manera efectiva en el campo de
la regeneración de tejidos y logrando resultados tempranos y funcionales. En este estudio se
evalúo el resultado de la vaginoplastia de amnios en combinación con PRP en un caso de
agenesia vaginal por síndrome de Mayer-Rokitansky-Kuster-Hauser (MRKH). Se realizó
vaginoplastia de McIndoe en una paciente utilizando un injerto de amnios humano en
combinación con Plasma Rico en Plaquetas (PRP). Entre los resultados se mencionan: estado
anatómico (largo de neovagina) y epitelización de la vagina. La longitud vaginal después de la
cirugía fue de 9 cm y longitud vaginal a los 6 meses de seguimiento fue de 8 cm, medición que
se mantiene en el seguimiento realizado a los 6 meses de la intervención. La biopsia vaginal
mostró epitelización completa de la vagina y la transformación de amnios a mucosa vaginal. Se
concluyó, la vaginoplastia de McIndoe con injerto de amnios, es un método quirúrgico simple,
seguro y rápido que da como resultado una vagina funcional. La técnica de Abbe-Wharton-
McIndoe, tiene como ventaja que no requiere incisión abdominal. Presenta una rápida
recuperación de la paciente y proporciona una buena longitud vaginal.
Palabras clave: amnios, neovagina, MRKH, agenesia vaginal, vaginoplastia.
ABSTRACT
Regenerative medicine research continues to strengthen the tools to improve the quality of life
of patients, contributing effectively in the field of tissue regeneration and achieving early and
functional results. This study evaluated the results of amnion vaginoplasty in combination with
PRP in a case of vaginal agenesis due to Mayer-Rokitansky-Kuster-Hauser (MRKH) syndrome.
McIndoe vaginoplasty was performed in a patient using a human amnion graft in combination
with Platelet Rich Plasma (PRP). The results include: anatomical status (length of neovagina)
and epithelialisation of the vagina. Vaginal length after surgery was 9 cm and vaginal length at
6 months follow-up was 8 cm, a measurement maintained at 6 months follow-up. Vaginal biopsy
showed complete epithelialisation of the vagina and transformation of amnion to vaginal mucosa.
It concluded, McIndoe vaginoplasty with amnion grafting is a simple, safe and quick surgical
method that results in a functional vagina. The Abbe-Wharton-McIndoe technique has the
advantage of not requiring an abdominal incision. It has a rapid patient recovery and provides
good vaginal length.
Keywords: amnions, neovagina, MRKH, vaginal agenesis, vaginoplasty.
Revista Latinoamericana de Ginecología Regenerativa
Barquisimeto – Venezuela. 2024; 2 (2). ISSN e: 3005-2653.
30
INTRODUCCIÓN
El síndrome de Mayer-Rokitansky-Kuster-
Hausser (MRKH) es un trastorno congénito del
aparato reproductor femenino que afecta a 1 de
cada 5.000 mujeres en el mundo.
Se caracteriza por la ausencia de parte del tracto
genital. Por lo tanto, las mujeres que padecen de
este síndrome presentan vulva y entrada vaginal,
pero la ausencia de la parte superior de la vagina
y el útero. En cuanto a la vagina, según el grado
de afección, pueden tener ausencia total o parte
de ella.
Las causas del síndrome de Mayer-Rokitansky
no se conocen en profundidad. Se debe a un fallo
en el desarrollo embrionario temprano, sobre las
4 y 12 semanas de gestación.
Los conductos de Müller del feto de sexo
femenino no se desarrollan y, como
consecuencia, el útero, las trompas y la vagina
no se forman de la manera adecuada.
El síndrome de Mayer-Rokitansky suele
diagnosticarse mediante una ecografía o una
resonancia magnética. Una mujer con el
síndrome tiene producción normal de sus
hormonas femeninas, por lo que llega a la
pubertad y desarrolla sus características
sexuales. Las mujeres con este síndrome
generalmente lo presentan entre los 15 a 16 años
aproximadamente cursando con amenorrea
primaria.
Algunas pacientes podrían presentar síntomas
después del matrimonio con queja de
dispareunia, lo que dificulta su actividad sexual,
teniendo un gran impacto en la salud psicológica
de la mujer (1)
.
Para el manejo de este síndrome, existen
métodos quirúrgicos y no quirúrgicos. En 1938,
Robert Frank, describió un método no quirúrgico
para la creación de una neovagina, conseguida
mediante la aplicación de una presión
intermitente sobre un fondo de saco vaginal,
donde necesariamente debe existir.
Empleando progresivamente dilatadores de
mayor tamaño, pudo obtenerse una vagina
funcional apta para el coito a las 6-12 semanas
de instaurada la terapia.
Posteriormente, Woolf Ingram, aplicó la misma
técnica utilizando dilatadores especiales sobre el
asiento de una bicicleta, obteniendo una vagina
de un calibre adecuado. La ventaja de estos
métodos son su simplicidad y la ausencia de
riesgos. Sin embargo, resultan inaceptables para
muchas pacientes, especialmente jóvenes.
Por otro lado, el tratamiento quirúrgico consiste
en la creación de un espacio neovaginal entre la
uretra y la vejiga por delante y el recto por
detrás, para recubrir este espacio y conseguir la
epitelización vaginal se han utilizado implantes
epiteliales (técnica de Abbe-Wharton-McIndoe),
segmentos intestinales (ileales, sigmoides), un
colgajo miocutáneo (técnica de McGraw),
peritoneo, amnios, y más recientemente
Interceed (2)
.
Referente a la técnica de Abbe-Wharton-
McIndoe: desde que Dupuytren describió, en
1832, la creación de una neovagina, mediante la
simple creación quirúrgica de un espacio entre
vejiga y recto, múltiples autores han realizado
modificaciones de esta técnica. Inicialmente este
espacio creado se estenosaba debido a que no se
conocía la importancia de la dilatación continua y
prolongada.
En 1938, Wharton, combinó la creación del
espacio vaginal con la dilatación continua
mediante un molde de madera de balsa.
Dicha técnica es sencilla y obtiene buenos
resultados en cuanto a las dimensiones de la
vagina, sin embargo, la cúpula vaginal puede
quedar sin epitelizar, incluso al cabo de años. La
presencia de tejido de granulación en la cúpula
vaginal, da lugar a coitorragias y leucorrea,
inaceptables por la paciente.
La realización de injertos de piel para el
recubrimiento de una neovagina ya había sido
realizada por Abbe, pero dicha técnica la
popularizó Sir Archibald McIndoe, en Inglaterra,
con la utilización de un injerto cutáneo de dermis
y la aplicación de una dilatación continuada
posterior.
Los injertos se solían obtener del muslo o de la
parte superior del brazo, aunque actualmente se
aconseja obtenerlo de las nalgas por motivos
estéticos (2)
.
Desde que, en 1934 Brideau publicó por primera
vez en la literatura francesa la utilización de
amnios humano en la creación de una neovagina,
en múltiples ocasiones se ha retomado dicha
técnica, dada su baja morbilidad y los buenos
resultados que ofrece.
Revista Latinoamericana de Ginecología Regenerativa
Barquisimeto – Venezuela. 2024; 2 (2). ISSN e: 3005-2653.
31
El amnio como herramienta, es bien conocido
puesto que estimula adecuadamente la
epitelización, ya que ha sido utilizado con dicho
fin y buenos resultados en pacientes quemados
y en traumatismos.
Las primeras experiencias de utilización de
membranas fetales se realizaron hace ya casi
100 años. Davis, en 1910, fue el primero en
utilizar membranas fetales en el trasplante de
piel.
Desde entonces, el implante de membrana
amniótica ha sido utilizado en distintas
especialidades médicas, tales como: cirugía
plástica, traumatología, ginecología, cirugía
digestiva, entre otras (2)
.
El amnio deriva de la capa interna de la placenta,
el cual está compuesto por cuatro capas y el
corion, como se indica a continuación:
1) Capas de amnios:
- Membrana basal: formada por capa de células
epiteliales informalmente en la membrana
basal colágeno II y IV.
- Capa compacta: formada por colágeno
intersticial I y III hacen la capa compacta.
- Capa de fibroblastos: formada por una capa
gruesa de amnios red de colágeno laxo con
islas glicoproteínas no colágenas.
- Intermedia o esponjosa: interfaz entre amnios
y corion: red no fibrilar de colágeno II y
contenido abundante proteoglicanos y
glicoproteínas.
2) Corion: capa reticular, membrana basal, y
capa de trofoblasto (2, 3)
.
Las células epiteliales poseen una gran cantidad
de factores de crecimiento que favorecen los
procesos de epitelización y reparación tisular
tras el implante de membrana amniótica.
Bajo el epitelio se encuentra una membrana basal
de gran grosor y resistencia que constituye un
excelente sustrato para la epitelización de los
tejidos, y su resistencia favorece la manipulación
y fijación de este tejido durante el implante.
Finalmente se encuentra la matriz estromal, que
es totalmente avascular, muy rica en colágeno y
mucopolisacáridos, en cuyo interior pueden
apreciarse escasos fibroblastos (2)
.
El principal efecto clínico que posee el amnio, y
por el cual se utiliza en la mayor parte de los
casos, es que favorece la epitelización de los
tejidos: al implantar un fragmento de membrana
amniótica en una zona con un defecto tisular, ésta
actúa como una membrana basal y como un
excelente sustrato para la epitelización sobre
ella. Además, la membrana amniótica contiene
una gran cantidad de factores de crecimiento,
que promueven, aún más, el crecimiento epitelial.
Por estos motivos facilita enormemente la
regeneración tisular.
Otro de los efectos clínicos es una marcada
reducción de la inflamación, debido a que posee
una gran cantidad de sustancias que inhiben
distintos mediadores del proceso inflamatorio.
El trasplante de membrana amniótica también
reduce la cicatrización que existe durante el
proceso de regeneración tisular. Ello lo consigue
mediante la inhibición de los procesos de
diferenciación de los fibroblastos, lo cual permite
la regeneración tisular.
Finalmente, también se han observado otros
efectos clínicos tras el implante de membrana
amniótica, como una reducción de la
neovascularización, una disminución del dolor y
una posible protección frente a las infecciones.
Inmunológicamente la membrana amniótica
presenta una muy baja antigenicidad, de manera
que nunca han sido descritas respuestas inmunes
severas tras su implante.
Algunos trabajos han demostrado que las células
epiteliales amnióticas humanas no expresan en
su superficie los antígenos HLA-A, B, C ni DR.
También se ha observado que el implante
subcutáneo de un fragmento de membrana
amniótica, como aloinjerto, no provoca
inicialmente ningún tipo de respuesta de rechazo.
Posteriormente se observa una progresiva
reabsorción del tejido, con una leve infiltración
de células inflamatorias. Por el contrario, el
corion presenta una elevada antigenicidad y,
cuando es implantado, produce una reacción
inmunológica de rechazo severa (2)
.
MÉTODO
La paciente tratada, de 22 años con diagnóstico
de agenesia vaginal por síndrome de Mayer-
Rokitansky-Kuster-Hausser (MRKH) desde los
15 años por ausencia de menstruación, acude a
consulta en el Centro de Medicina Pélvica
Avanzada, en Hospital Hospitaria, N.L., México,
por diagnóstico descrito. Entre los estudios para
evaluación y confirmación de diagnóstico, se
solicitaron: Ecografía Transperineal, Cariotipo y
Resonancia Magnética Nuclear (Fig. 1, 2 y 3).
Adicionalmente se solicita perfil hormonal,
Revista Latinoamericana de Ginecología Regenerativa
Barquisimeto – Venezuela. 2024; 2 (2). ISSN e: 3005-2653.
32
reportando: FSH: 3.5 mUI/mL; LH: 5.6 mUI/mL:
Progesterona: 1.6 ng/mL; Estradiol: 50.9 pg/mL.
Igualmente se solicitan estudios preoperatorios
tipo laboratorios: hematología completa, tiempos
de coagulación, química sanguínea, serología de
HIV y VDRL.
Con lo anterior, se plantea tratamiento quirúrgico
tipo vaginoplastia o cirugía de neovagina
utilizando amnios de paciente donador. Se
destaca, que se solicita autorización cruzada de
paciente donador y receptor previo autorización
del consejo hospitalario.
Obtención y preservación: los componentes de la
placenta destinados a ser utilizados en el ser
humano como alternativa terapéutica deben
seguir los mismos criterios que el resto de
tejidos procedentes de la donación, con el
objetivo de garantizar su seguridad sanitaria, en
este caso los criterios de aceptación del donador
(actor de riesgo para infecciones negativos).
La placenta del donador, procede de una cesárea
segmentaria en los cuales previamente se ha
obtenido la autorización por escrito de la madre,
y se sigue igual protocolo que para la donación
de otros tejidos. En la donante se realizaron
estudios serológicos para virus de
inmunodeficiencia humana (HIV), hepatitis B,
hepatitis C, VDRL y perfil STORCH, que por ser
primigesta se realizó previamente prueba para
descartar la posibilidad de una isoinmunización
materno fetal.
Con lo anterior definido, se programaron las
cirugías para el mismo día, primero realizando la
cesárea segmentaria y luego el procedimiento de
neovagina, el cual se llevó a cabo en dos tiempos
quirúrgicos.
De la paciente programada para la cesárea
segmentaria se obtuvo el amnio, realizando un
lavado exhaustivo con solución fisiológica estéril
para retirar excedentes de coágulos.
Una vez extraída la membrana amniótica en
condiciones de esterilidad, se separa el lado
materno del lado fetal, es decir, el amnio se
separa del corión mediante disección roma y se
coloca sobre recipiente estéril, con el epitelio
hacia arriba y la superficie estromal en contacto
con el recipiente.
Luego se procedió a su lavado en una solución
antibiótica contra gérmenes Gram positivos,
Gram negativos, antiviral y antimicóticos,
utilizando: Bencilpenicilina 50 μg/mL,
Estreptomicina 50 μg/mL, Anfotericina B 2.5 μ
g/mL, Deoxicolato y Neomicina 100 μg/mL,
dejando el amnio impregnado por dos (2) horas
aproximadamente.
Técnica quirúrgica: en el primer tiempo
quirúrgico, con la paciente en posición de
litotomía, bajo anestesia epidural de manera
continua, y tras la colocación de un catéter de
Foley vesical, se procedió a efectuar una incisión
en H con láser de CO2, incidiendo en la mucosa
del tabique vaginal, posteriormente se realizó
disección romo digital en el tabique rectovaginal
hasta obtener una longitud de 9 cm.
La disección se extendió hasta la mayor altura
posible sin ingresar en la cavidad peritoneal y sin
eliminar todo el tejido subperitoneal.
Se colocó un perineometro para hemostasia
compresiva. Luego, se procedió a realizar el
molde con esponja recubierto de preservativo
con catéter de tres vías para crear una
compresión neumática equitativa en las paredes
vaginales.
Seguidamente, se recubre la vagina con la
membrana amniótica en su cara
placentaria/trofoblástica hacia fuera. En este
punto, justo antes de introducir el molde se
colocó Plasma Rico en Plaquetas (PRP) en las
paredes de la neovagina. Se introdujo el molde,
y se sutura el excedente de membrana a nivel de
introito vaginal y se cierra con seda 0.
Se introdujo aire para crear neumo y facilitar la
adherencia de la membrana en la pared vaginal,
dando así por terminado el primer tiempo
quirúrgico del procedimiento. Debido a la
evolución medica satisfactoria de la paciente, se
egresa de la institución hospitalaria a las 48
horas.
La paciente en su postoperatorio tardío de
neovagina, se reingresa a la institución a los 10
días para efectuar en un segundo tiempo
quirúrgico el retiro del molde e iniciar
Revista Latinoamericana de Ginecología Regenerativa
Barquisimeto – Venezuela. 2024; 2 (2). ISSN e: 3005-2653.
33
procedimiento de dilatación con dilatadores
flexibles. Finalmente, a los 30 días se realizó la
primera biopsia y a los 90 días se realizó la
segunda biopsia.
RESULTADOS
Se constata con la paciente en estudio, que la
amenorrea primaria es el principal síntoma y
motivo de consulta para las mujeres con el
síndrome de Mayer-Rokitansky-Kuster-
Hausser (MRKH) junto con dispareunia en
mujeres casadas, tal y como lo describe Richa
Vatsa y colaboradores (4)
.
En una examinación secundaria las
características sexuales para esta paciente
fueron normales, solo que la vagina estuvo
ausente, estando dentro del porcentaje para esta
patología (3 de cada 4 pacientes) como lo
describe en su artículo Richa Vatsa.
Igualmente, no se detectó anomalía renal para la
paciente en estudio. En cuanto a los detalles
quirúrgicos, para el primer tiempo quirúrgico se
registró una duración de 120 minutos
aproximadamente y la pérdida de sangre fue de
100 mL, para el segundo tiempo quirúrgico que
está representado por el retiro del molde fue de
30 min, sin pérdida de sangre cuantificada. La
medición de la longitud vaginal después de la
cirugía fue de 9 cm aproximadamente y luego del
retiro del molde fue de 8 cm, medición que se
mantiene en el seguimiento realizado a los 6
meses de la intervención, considerando que la
paciente se mantenía con dilatación vaginal.
Estos resultados se muestran acordes a lo
esperado, según la referencia del estudio
realizado por Richa Vatsa y colaboradores,
donde cincuenta (50) mujeres con síndrome de
MRKH se sometieron a neovaginoplastia,
obteniendo una longitud vaginal media después
de la cirugía de 8,2 ± 1 cm.
Adicionalmente, se destaca que no se tuvieron
complicaciones postoperatorias para el caso en
estudio. Respecto a la función sexual, la paciente
refirió actividad sexual satisfactoria a los 6
meses con dispareunia leve.
Reporte de primera biopsia (30 días): la
superficie mucosa no muestra epitelio de
revestimiento, en su lugar se observa una capa
de tejido fibroso colagenizado con escasos
capilares y fibroblastos (Fig. 4 y 5).
A nivel del estroma, se observa abundante
infiltrado inflamatorio con formación de
granulomas de tipo cuerpo extraño (Fig. 4), a
mayor acercamiento se observan células
gigantes multinucleadas fagocitando material de
tipo cuerpo extraño (Fig. 6).
Reporte de segunda biopsia (90 días): se
evidencia mejora de los hallazgos
histopatológicos, la superficie de la mucosa se
encuentra totalmente epitelizada, revestida por
epitelio escamoso con adecuada maduración
(Fig. 7).
A nivel del estroma se observan vasos capilares
y escasos fibroblastos (Fig. 8). A mayor
acercamiento el epitelio muestra leve infiltrado
inflamatorio y el estroma muestra resolución casi
en su totalidad del infiltrado inflamatorio,
identificándose solo linfocitos y escasas células
plasmáticas con vasos de neoformación (Fig. 9).
DISCUSIÓN
Se confirma que la creación de una neovagina
con membrana amniótica produce buenos
resultados y menos complicaciones que otros
procedimientos.
Muchos son los tratamientos descritos para la
creación de neovagina, sin embargo, la
vaginoplastia de McIndoe es un método
quirúrgico simple, seguro y rápido que da como
resultado una vagina funcional. La técnica de
Abbe-Wharton-McIndoe es popular, la cual tiene
como ventaja que no requiere incisión abdominal.
Presenta una rápida recuperación de la paciente
y proporciona una buena longitud vaginal (5)
.
Revista Latinoamericana de Ginecología Regenerativa. 2024; 2(2)1-82.  .pdf
Revista Latinoamericana de Ginecología Regenerativa. 2024; 2(2)1-82.  .pdf
Revista Latinoamericana de Ginecología Regenerativa. 2024; 2(2)1-82.  .pdf
Revista Latinoamericana de Ginecología Regenerativa. 2024; 2(2)1-82.  .pdf
Revista Latinoamericana de Ginecología Regenerativa. 2024; 2(2)1-82.  .pdf
Revista Latinoamericana de Ginecología Regenerativa. 2024; 2(2)1-82.  .pdf
Revista Latinoamericana de Ginecología Regenerativa. 2024; 2(2)1-82.  .pdf
Revista Latinoamericana de Ginecología Regenerativa. 2024; 2(2)1-82.  .pdf
Revista Latinoamericana de Ginecología Regenerativa. 2024; 2(2)1-82.  .pdf
Revista Latinoamericana de Ginecología Regenerativa. 2024; 2(2)1-82.  .pdf
Revista Latinoamericana de Ginecología Regenerativa. 2024; 2(2)1-82.  .pdf
Revista Latinoamericana de Ginecología Regenerativa. 2024; 2(2)1-82.  .pdf
Revista Latinoamericana de Ginecología Regenerativa. 2024; 2(2)1-82.  .pdf
Revista Latinoamericana de Ginecología Regenerativa. 2024; 2(2)1-82.  .pdf
Revista Latinoamericana de Ginecología Regenerativa. 2024; 2(2)1-82.  .pdf
Revista Latinoamericana de Ginecología Regenerativa. 2024; 2(2)1-82.  .pdf
Revista Latinoamericana de Ginecología Regenerativa. 2024; 2(2)1-82.  .pdf
Revista Latinoamericana de Ginecología Regenerativa. 2024; 2(2)1-82.  .pdf
Revista Latinoamericana de Ginecología Regenerativa. 2024; 2(2)1-82.  .pdf
Revista Latinoamericana de Ginecología Regenerativa. 2024; 2(2)1-82.  .pdf
Revista Latinoamericana de Ginecología Regenerativa. 2024; 2(2)1-82.  .pdf
Revista Latinoamericana de Ginecología Regenerativa. 2024; 2(2)1-82.  .pdf
Revista Latinoamericana de Ginecología Regenerativa. 2024; 2(2)1-82.  .pdf
Revista Latinoamericana de Ginecología Regenerativa. 2024; 2(2)1-82.  .pdf
Revista Latinoamericana de Ginecología Regenerativa. 2024; 2(2)1-82.  .pdf
Revista Latinoamericana de Ginecología Regenerativa. 2024; 2(2)1-82.  .pdf
Revista Latinoamericana de Ginecología Regenerativa. 2024; 2(2)1-82.  .pdf
Revista Latinoamericana de Ginecología Regenerativa. 2024; 2(2)1-82.  .pdf
Revista Latinoamericana de Ginecología Regenerativa. 2024; 2(2)1-82.  .pdf
Revista Latinoamericana de Ginecología Regenerativa. 2024; 2(2)1-82.  .pdf
Revista Latinoamericana de Ginecología Regenerativa. 2024; 2(2)1-82.  .pdf
Revista Latinoamericana de Ginecología Regenerativa. 2024; 2(2)1-82.  .pdf
Revista Latinoamericana de Ginecología Regenerativa. 2024; 2(2)1-82.  .pdf
Revista Latinoamericana de Ginecología Regenerativa. 2024; 2(2)1-82.  .pdf
Revista Latinoamericana de Ginecología Regenerativa. 2024; 2(2)1-82.  .pdf
Revista Latinoamericana de Ginecología Regenerativa. 2024; 2(2)1-82.  .pdf
Revista Latinoamericana de Ginecología Regenerativa. 2024; 2(2)1-82.  .pdf
Revista Latinoamericana de Ginecología Regenerativa. 2024; 2(2)1-82.  .pdf
Revista Latinoamericana de Ginecología Regenerativa. 2024; 2(2)1-82.  .pdf
Revista Latinoamericana de Ginecología Regenerativa. 2024; 2(2)1-82.  .pdf
Revista Latinoamericana de Ginecología Regenerativa. 2024; 2(2)1-82.  .pdf
Revista Latinoamericana de Ginecología Regenerativa. 2024; 2(2)1-82.  .pdf
Revista Latinoamericana de Ginecología Regenerativa. 2024; 2(2)1-82.  .pdf
Revista Latinoamericana de Ginecología Regenerativa. 2024; 2(2)1-82.  .pdf
Revista Latinoamericana de Ginecología Regenerativa. 2024; 2(2)1-82.  .pdf
Revista Latinoamericana de Ginecología Regenerativa. 2024; 2(2)1-82.  .pdf
Revista Latinoamericana de Ginecología Regenerativa. 2024; 2(2)1-82.  .pdf
Revista Latinoamericana de Ginecología Regenerativa. 2024; 2(2)1-82.  .pdf
Revista Latinoamericana de Ginecología Regenerativa. 2024; 2(2)1-82.  .pdf

Más contenido relacionado

Similar a Revista Latinoamericana de Ginecología Regenerativa. 2024; 2(2)1-82. .pdf

Guia prolapso genital husi 2011
Guia prolapso genital husi 2011Guia prolapso genital husi 2011
Guia prolapso genital husi 2011
Nicolas Tineo
 
Manual proc ginec_completo
Manual proc ginec_completoManual proc ginec_completo
Manual proc ginec_completo
Gustavo Manaure
 
Cuidados en el paciente pediátrico
Cuidados en el paciente pediátricoCuidados en el paciente pediátrico
Cuidados en el paciente pediátrico
Lidia Gramajo
 
Lupus eritematosos sistemico: Manifestaciones clinicas, diagnostico, embarazo...
Lupus eritematosos sistemico: Manifestaciones clinicas, diagnostico, embarazo...Lupus eritematosos sistemico: Manifestaciones clinicas, diagnostico, embarazo...
Lupus eritematosos sistemico: Manifestaciones clinicas, diagnostico, embarazo...
Yenifer Lares
 
Mec171n
Mec171nMec171n
Mec171n
Karina Castro
 
Práctica clínica de sistemas osteomioarticular
Práctica clínica de sistemas osteomioarticularPráctica clínica de sistemas osteomioarticular
Práctica clínica de sistemas osteomioarticular
Santi032
 
Hipertensión y Embarazo 1.pptx
Hipertensión y Embarazo 1.pptxHipertensión y Embarazo 1.pptx
Hipertensión y Embarazo 1.pptx
XiomaraAlfaroAraujo1
 
Hipertensión y Embarazo 1.pptx
Hipertensión y Embarazo 1.pptxHipertensión y Embarazo 1.pptx
Hipertensión y Embarazo 1.pptx
ssuser41ae701
 
Cuidado de enfermeria en ca de cervix
Cuidado de enfermeria en ca de cervixCuidado de enfermeria en ca de cervix
Cuidado de enfermeria en ca de cervix
Stephania Losada
 
Capitulo 1
Capitulo 1Capitulo 1
Capitulo 1
Miguel Palma
 
Mercadeo social como herramienta en la prevencion del cancer cervico uterino
Mercadeo social como herramienta en la prevencion del cancer cervico uterinoMercadeo social como herramienta en la prevencion del cancer cervico uterino
Mercadeo social como herramienta en la prevencion del cancer cervico uterino
Francy Tineo
 
Haro 2023 Curanderismo y herbolaria yaqui, una práctica ancestral en permanen...
Haro 2023 Curanderismo y herbolaria yaqui, una práctica ancestral en permanen...Haro 2023 Curanderismo y herbolaria yaqui, una práctica ancestral en permanen...
Haro 2023 Curanderismo y herbolaria yaqui, una práctica ancestral en permanen...
JessArmandoHaro
 
Ley y sociedad en meodos de reproduccion asistida
Ley y sociedad en meodos de reproduccion asistidaLey y sociedad en meodos de reproduccion asistida
Ley y sociedad en meodos de reproduccion asistida
Oswaldo Ramos
 
1º ENCUENTRO NACIONAL DE MEDICXS DE PUEBLOS FUMIGADOS
1º ENCUENTRO NACIONAL DE MEDICXS DE PUEBLOS FUMIGADOS1º ENCUENTRO NACIONAL DE MEDICXS DE PUEBLOS FUMIGADOS
1º ENCUENTRO NACIONAL DE MEDICXS DE PUEBLOS FUMIGADOS
Ramón Copa
 
1º ENCUENTRO NACIONAL DE MEDICXS DE PUEBLOS FUMIGADOS
1º ENCUENTRO NACIONAL DE MEDICXS DE PUEBLOS FUMIGADOS1º ENCUENTRO NACIONAL DE MEDICXS DE PUEBLOS FUMIGADOS
1º ENCUENTRO NACIONAL DE MEDICXS DE PUEBLOS FUMIGADOS
Ramón Copa
 
Memoria ginecologia 2019
Memoria ginecologia 2019Memoria ginecologia 2019
Memoria ginecologia 2019
Yuri Ortiz Hernández
 
Dialnet-ProlapsoGenitalFemeninoAbordajeQuirurgicoInicial-7983613.pdf
Dialnet-ProlapsoGenitalFemeninoAbordajeQuirurgicoInicial-7983613.pdfDialnet-ProlapsoGenitalFemeninoAbordajeQuirurgicoInicial-7983613.pdf
Dialnet-ProlapsoGenitalFemeninoAbordajeQuirurgicoInicial-7983613.pdf
LauraLopez959151
 
Guia prostata
Guia prostataGuia prostata
Guia prostata
sonia reyes castro
 
EXPO DE ANATOMIA CRIPTOQUIDIA 1.pptx
EXPO DE ANATOMIA CRIPTOQUIDIA 1.pptxEXPO DE ANATOMIA CRIPTOQUIDIA 1.pptx
EXPO DE ANATOMIA CRIPTOQUIDIA 1.pptx
DavidHuanca17
 
ETNOPRÁCTICAS FRECUENTES PREVIO A CONSULTA MÉDICA DE NIÑOS/AS MENORES DE 5 A...
ETNOPRÁCTICAS FRECUENTES PREVIO A CONSULTA MÉDICA DE NIÑOS/AS  MENORES DE 5 A...ETNOPRÁCTICAS FRECUENTES PREVIO A CONSULTA MÉDICA DE NIÑOS/AS  MENORES DE 5 A...
ETNOPRÁCTICAS FRECUENTES PREVIO A CONSULTA MÉDICA DE NIÑOS/AS MENORES DE 5 A...
esm zald
 

Similar a Revista Latinoamericana de Ginecología Regenerativa. 2024; 2(2)1-82. .pdf (20)

Guia prolapso genital husi 2011
Guia prolapso genital husi 2011Guia prolapso genital husi 2011
Guia prolapso genital husi 2011
 
Manual proc ginec_completo
Manual proc ginec_completoManual proc ginec_completo
Manual proc ginec_completo
 
Cuidados en el paciente pediátrico
Cuidados en el paciente pediátricoCuidados en el paciente pediátrico
Cuidados en el paciente pediátrico
 
Lupus eritematosos sistemico: Manifestaciones clinicas, diagnostico, embarazo...
Lupus eritematosos sistemico: Manifestaciones clinicas, diagnostico, embarazo...Lupus eritematosos sistemico: Manifestaciones clinicas, diagnostico, embarazo...
Lupus eritematosos sistemico: Manifestaciones clinicas, diagnostico, embarazo...
 
Mec171n
Mec171nMec171n
Mec171n
 
Práctica clínica de sistemas osteomioarticular
Práctica clínica de sistemas osteomioarticularPráctica clínica de sistemas osteomioarticular
Práctica clínica de sistemas osteomioarticular
 
Hipertensión y Embarazo 1.pptx
Hipertensión y Embarazo 1.pptxHipertensión y Embarazo 1.pptx
Hipertensión y Embarazo 1.pptx
 
Hipertensión y Embarazo 1.pptx
Hipertensión y Embarazo 1.pptxHipertensión y Embarazo 1.pptx
Hipertensión y Embarazo 1.pptx
 
Cuidado de enfermeria en ca de cervix
Cuidado de enfermeria en ca de cervixCuidado de enfermeria en ca de cervix
Cuidado de enfermeria en ca de cervix
 
Capitulo 1
Capitulo 1Capitulo 1
Capitulo 1
 
Mercadeo social como herramienta en la prevencion del cancer cervico uterino
Mercadeo social como herramienta en la prevencion del cancer cervico uterinoMercadeo social como herramienta en la prevencion del cancer cervico uterino
Mercadeo social como herramienta en la prevencion del cancer cervico uterino
 
Haro 2023 Curanderismo y herbolaria yaqui, una práctica ancestral en permanen...
Haro 2023 Curanderismo y herbolaria yaqui, una práctica ancestral en permanen...Haro 2023 Curanderismo y herbolaria yaqui, una práctica ancestral en permanen...
Haro 2023 Curanderismo y herbolaria yaqui, una práctica ancestral en permanen...
 
Ley y sociedad en meodos de reproduccion asistida
Ley y sociedad en meodos de reproduccion asistidaLey y sociedad en meodos de reproduccion asistida
Ley y sociedad en meodos de reproduccion asistida
 
1º ENCUENTRO NACIONAL DE MEDICXS DE PUEBLOS FUMIGADOS
1º ENCUENTRO NACIONAL DE MEDICXS DE PUEBLOS FUMIGADOS1º ENCUENTRO NACIONAL DE MEDICXS DE PUEBLOS FUMIGADOS
1º ENCUENTRO NACIONAL DE MEDICXS DE PUEBLOS FUMIGADOS
 
1º ENCUENTRO NACIONAL DE MEDICXS DE PUEBLOS FUMIGADOS
1º ENCUENTRO NACIONAL DE MEDICXS DE PUEBLOS FUMIGADOS1º ENCUENTRO NACIONAL DE MEDICXS DE PUEBLOS FUMIGADOS
1º ENCUENTRO NACIONAL DE MEDICXS DE PUEBLOS FUMIGADOS
 
Memoria ginecologia 2019
Memoria ginecologia 2019Memoria ginecologia 2019
Memoria ginecologia 2019
 
Dialnet-ProlapsoGenitalFemeninoAbordajeQuirurgicoInicial-7983613.pdf
Dialnet-ProlapsoGenitalFemeninoAbordajeQuirurgicoInicial-7983613.pdfDialnet-ProlapsoGenitalFemeninoAbordajeQuirurgicoInicial-7983613.pdf
Dialnet-ProlapsoGenitalFemeninoAbordajeQuirurgicoInicial-7983613.pdf
 
Guia prostata
Guia prostataGuia prostata
Guia prostata
 
EXPO DE ANATOMIA CRIPTOQUIDIA 1.pptx
EXPO DE ANATOMIA CRIPTOQUIDIA 1.pptxEXPO DE ANATOMIA CRIPTOQUIDIA 1.pptx
EXPO DE ANATOMIA CRIPTOQUIDIA 1.pptx
 
ETNOPRÁCTICAS FRECUENTES PREVIO A CONSULTA MÉDICA DE NIÑOS/AS MENORES DE 5 A...
ETNOPRÁCTICAS FRECUENTES PREVIO A CONSULTA MÉDICA DE NIÑOS/AS  MENORES DE 5 A...ETNOPRÁCTICAS FRECUENTES PREVIO A CONSULTA MÉDICA DE NIÑOS/AS  MENORES DE 5 A...
ETNOPRÁCTICAS FRECUENTES PREVIO A CONSULTA MÉDICA DE NIÑOS/AS MENORES DE 5 A...
 

Último

(2024-06-06) Enfermedad celíaca (ptt).pptx
(2024-06-06) Enfermedad celíaca (ptt).pptx(2024-06-06) Enfermedad celíaca (ptt).pptx
(2024-06-06) Enfermedad celíaca (ptt).pptx
UDMAFyC SECTOR ZARAGOZA II
 
traumatismos y su tratamiento en niños y adolescentes
traumatismos y su tratamiento en niños y adolescentestraumatismos y su tratamiento en niños y adolescentes
traumatismos y su tratamiento en niños y adolescentes
aaronpozopeceros
 
Neuropsi de Atencion y Memoria Manual.pdf
Neuropsi de Atencion y Memoria Manual.pdfNeuropsi de Atencion y Memoria Manual.pdf
Neuropsi de Atencion y Memoria Manual.pdf
jeniferrodriguez62
 
Humanización en la gestión enfermera de procesos complejos del paciente en la...
Humanización en la gestión enfermera de procesos complejos del paciente en la...Humanización en la gestión enfermera de procesos complejos del paciente en la...
Humanización en la gestión enfermera de procesos complejos del paciente en la...
Badalona Serveis Assistencials
 
Clase 26 Generalidades de Fascias 2024.pdf
Clase 26 Generalidades de Fascias 2024.pdfClase 26 Generalidades de Fascias 2024.pdf
Clase 26 Generalidades de Fascias 2024.pdf
garrotamara01
 
CUIDAR NUESTRA SALUD_CRISTINA VERDUGO DURÁN
CUIDAR NUESTRA SALUD_CRISTINA VERDUGO DURÁNCUIDAR NUESTRA SALUD_CRISTINA VERDUGO DURÁN
CUIDAR NUESTRA SALUD_CRISTINA VERDUGO DURÁN
CristinaVerdugoDurn
 
HERIDAS PPT INFORMÁTICA por Mercedes Herrera
HERIDAS PPT INFORMÁTICA por Mercedes HerreraHERIDAS PPT INFORMÁTICA por Mercedes Herrera
HERIDAS PPT INFORMÁTICA por Mercedes Herrera
mecheherrera2001
 
CUIDADOS BÁSICOS EN CIRUGÍA DE PACIENTES INMUNOLÓGICOS.pptx
CUIDADOS BÁSICOS EN CIRUGÍA DE PACIENTES INMUNOLÓGICOS.pptxCUIDADOS BÁSICOS EN CIRUGÍA DE PACIENTES INMUNOLÓGICOS.pptx
CUIDADOS BÁSICOS EN CIRUGÍA DE PACIENTES INMUNOLÓGICOS.pptx
LuzCastillo520173
 
Los Ocho Brocados de Seda del Qi Gong: algunas observaciones
Los Ocho Brocados de Seda del Qi Gong: algunas observacionesLos Ocho Brocados de Seda del Qi Gong: algunas observaciones
Los Ocho Brocados de Seda del Qi Gong: algunas observaciones
Nelson B
 
1X10 BUEN GOBIERNO de Venezuela RBDV.pptx
1X10 BUEN GOBIERNO de Venezuela RBDV.pptx1X10 BUEN GOBIERNO de Venezuela RBDV.pptx
1X10 BUEN GOBIERNO de Venezuela RBDV.pptx
JoseMata715298
 
Mensuraciones y ponderaciones en la atención primaria
Mensuraciones y ponderaciones en la atención primariaMensuraciones y ponderaciones en la atención primaria
Mensuraciones y ponderaciones en la atención primaria
Jhoama Quintero Santiago
 
Enfermedad de Hipertensión Arterial .pptx
Enfermedad de Hipertensión Arterial .pptxEnfermedad de Hipertensión Arterial .pptx
Enfermedad de Hipertensión Arterial .pptx
daianagc30
 
Seminario N3 practica medica II .....pdf
Seminario N3 practica medica II .....pdfSeminario N3 practica medica II .....pdf
Seminario N3 practica medica II .....pdf
HecmilyMendez
 
Terapia cinematográfica (6) Películas para entender los trastornos del neurod...
Terapia cinematográfica (6) Películas para entender los trastornos del neurod...Terapia cinematográfica (6) Películas para entender los trastornos del neurod...
Terapia cinematográfica (6) Películas para entender los trastornos del neurod...
JavierGonzalezdeDios
 
Periodoncia Enfermedades Sistémicas .pdf
Periodoncia Enfermedades Sistémicas .pdfPeriodoncia Enfermedades Sistémicas .pdf
Periodoncia Enfermedades Sistémicas .pdf
DianaRubio75
 
EL CÁNCER, ¿QUÉ ES?, TIPOS, ESTADÍSTICAS, CONCLUSIONES
EL CÁNCER, ¿QUÉ ES?, TIPOS, ESTADÍSTICAS, CONCLUSIONESEL CÁNCER, ¿QUÉ ES?, TIPOS, ESTADÍSTICAS, CONCLUSIONES
EL CÁNCER, ¿QUÉ ES?, TIPOS, ESTADÍSTICAS, CONCLUSIONES
Mariemejia3
 
Norma Tecnica de Salud de Anemia 213-2024.pdf
Norma Tecnica de Salud de Anemia 213-2024.pdfNorma Tecnica de Salud de Anemia 213-2024.pdf
Norma Tecnica de Salud de Anemia 213-2024.pdf
gn588z5xtj
 
EL TRASTORNO DE CONCIENCIA, TEC Y TVM.pptx
EL TRASTORNO DE CONCIENCIA, TEC Y TVM.pptxEL TRASTORNO DE CONCIENCIA, TEC Y TVM.pptx
EL TRASTORNO DE CONCIENCIA, TEC Y TVM.pptx
reginajordan8
 
Tipos de quemaduras y su prevencion en estas
Tipos de quemaduras y su prevencion en estasTipos de quemaduras y su prevencion en estas
Tipos de quemaduras y su prevencion en estas
ichosebastian13
 

Último (20)

(2024-06-06) Enfermedad celíaca (ptt).pptx
(2024-06-06) Enfermedad celíaca (ptt).pptx(2024-06-06) Enfermedad celíaca (ptt).pptx
(2024-06-06) Enfermedad celíaca (ptt).pptx
 
traumatismos y su tratamiento en niños y adolescentes
traumatismos y su tratamiento en niños y adolescentestraumatismos y su tratamiento en niños y adolescentes
traumatismos y su tratamiento en niños y adolescentes
 
Neuropsi de Atencion y Memoria Manual.pdf
Neuropsi de Atencion y Memoria Manual.pdfNeuropsi de Atencion y Memoria Manual.pdf
Neuropsi de Atencion y Memoria Manual.pdf
 
Humanización en la gestión enfermera de procesos complejos del paciente en la...
Humanización en la gestión enfermera de procesos complejos del paciente en la...Humanización en la gestión enfermera de procesos complejos del paciente en la...
Humanización en la gestión enfermera de procesos complejos del paciente en la...
 
Clase 26 Generalidades de Fascias 2024.pdf
Clase 26 Generalidades de Fascias 2024.pdfClase 26 Generalidades de Fascias 2024.pdf
Clase 26 Generalidades de Fascias 2024.pdf
 
CUIDAR NUESTRA SALUD_CRISTINA VERDUGO DURÁN
CUIDAR NUESTRA SALUD_CRISTINA VERDUGO DURÁNCUIDAR NUESTRA SALUD_CRISTINA VERDUGO DURÁN
CUIDAR NUESTRA SALUD_CRISTINA VERDUGO DURÁN
 
HERIDAS PPT INFORMÁTICA por Mercedes Herrera
HERIDAS PPT INFORMÁTICA por Mercedes HerreraHERIDAS PPT INFORMÁTICA por Mercedes Herrera
HERIDAS PPT INFORMÁTICA por Mercedes Herrera
 
CUIDADOS BÁSICOS EN CIRUGÍA DE PACIENTES INMUNOLÓGICOS.pptx
CUIDADOS BÁSICOS EN CIRUGÍA DE PACIENTES INMUNOLÓGICOS.pptxCUIDADOS BÁSICOS EN CIRUGÍA DE PACIENTES INMUNOLÓGICOS.pptx
CUIDADOS BÁSICOS EN CIRUGÍA DE PACIENTES INMUNOLÓGICOS.pptx
 
Los Ocho Brocados de Seda del Qi Gong: algunas observaciones
Los Ocho Brocados de Seda del Qi Gong: algunas observacionesLos Ocho Brocados de Seda del Qi Gong: algunas observaciones
Los Ocho Brocados de Seda del Qi Gong: algunas observaciones
 
1X10 BUEN GOBIERNO de Venezuela RBDV.pptx
1X10 BUEN GOBIERNO de Venezuela RBDV.pptx1X10 BUEN GOBIERNO de Venezuela RBDV.pptx
1X10 BUEN GOBIERNO de Venezuela RBDV.pptx
 
Mensuraciones y ponderaciones en la atención primaria
Mensuraciones y ponderaciones en la atención primariaMensuraciones y ponderaciones en la atención primaria
Mensuraciones y ponderaciones en la atención primaria
 
Enfermedad de Hipertensión Arterial .pptx
Enfermedad de Hipertensión Arterial .pptxEnfermedad de Hipertensión Arterial .pptx
Enfermedad de Hipertensión Arterial .pptx
 
Seminario N3 practica medica II .....pdf
Seminario N3 practica medica II .....pdfSeminario N3 practica medica II .....pdf
Seminario N3 practica medica II .....pdf
 
(2024-06-11). INCONTINENCIA URINARIA (DOC)
(2024-06-11). INCONTINENCIA URINARIA (DOC)(2024-06-11). INCONTINENCIA URINARIA (DOC)
(2024-06-11). INCONTINENCIA URINARIA (DOC)
 
Terapia cinematográfica (6) Películas para entender los trastornos del neurod...
Terapia cinematográfica (6) Películas para entender los trastornos del neurod...Terapia cinematográfica (6) Películas para entender los trastornos del neurod...
Terapia cinematográfica (6) Películas para entender los trastornos del neurod...
 
Periodoncia Enfermedades Sistémicas .pdf
Periodoncia Enfermedades Sistémicas .pdfPeriodoncia Enfermedades Sistémicas .pdf
Periodoncia Enfermedades Sistémicas .pdf
 
EL CÁNCER, ¿QUÉ ES?, TIPOS, ESTADÍSTICAS, CONCLUSIONES
EL CÁNCER, ¿QUÉ ES?, TIPOS, ESTADÍSTICAS, CONCLUSIONESEL CÁNCER, ¿QUÉ ES?, TIPOS, ESTADÍSTICAS, CONCLUSIONES
EL CÁNCER, ¿QUÉ ES?, TIPOS, ESTADÍSTICAS, CONCLUSIONES
 
Norma Tecnica de Salud de Anemia 213-2024.pdf
Norma Tecnica de Salud de Anemia 213-2024.pdfNorma Tecnica de Salud de Anemia 213-2024.pdf
Norma Tecnica de Salud de Anemia 213-2024.pdf
 
EL TRASTORNO DE CONCIENCIA, TEC Y TVM.pptx
EL TRASTORNO DE CONCIENCIA, TEC Y TVM.pptxEL TRASTORNO DE CONCIENCIA, TEC Y TVM.pptx
EL TRASTORNO DE CONCIENCIA, TEC Y TVM.pptx
 
Tipos de quemaduras y su prevencion en estas
Tipos de quemaduras y su prevencion en estasTipos de quemaduras y su prevencion en estas
Tipos de quemaduras y su prevencion en estas
 

Revista Latinoamericana de Ginecología Regenerativa. 2024; 2(2)1-82. .pdf

  • 1. Revista Latinoamericana de Ginecología Regenerativa Barquisimeto, Venezuela. 2024; 2 (2). ISSN e: 3005-2653 1
  • 2. Revista Latinoamericana de Ginecología Regenerativa Barquisimeto, Venezuela. 2024; 2 (2). ISSN e: 3005-2653 2 Portada: Parque Nacional Morrocoy, Falcón, Venezuela. Foto: Luis Traviezo. Contraportada: Parque Nacional Morrocoy, Falcón, Venezuela. Foto: Luis Traviezo Isla de Coche, Venezuela. Fotos: Luis Traviezo
  • 3. Revista Latinoamericana de Ginecología Regenerativa Barquisimeto, Venezuela. 2024; 2 (2). ISSN e: 3005-2653 3 Derechos reservados: Está prohibida y penada por ley, la reproducción total o parcial de esta obra (texto, diagramación, fotografías, imágenes, figuras) su tratamiento informativo y su transmisión, ya sea electrónica, mecánica, por fotocopia o por cualquier otro medio habido o por haber, sin permiso previo y por escrito de los autores y los editores. Lugar de publicación de la Revista Latinoamericana de Ginecología Regenerativa: Sociedad de Ginecología Regenerativa. Carrera 17 entre Calles 30 y 31, Local Centro Médico Spinetti, Sector Centro, Barquisimeto, estado Lara, Venezuela. Zona postal 3001. RIF. J503451491. Email: ginecolregenerativa@gmail.com , Móvil: +58 414 52 44 736. Copyright 2023 por la Sociedad de Ginecología Regenerativa DOI (número completo): https://zenodo.org/records/11322098 https://creativecommons.org/licenses/by-nc-sa/4.0/deed.es Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-CompartirIgual 4.0 Internacional
  • 4. Revista Latinoamericana de Ginecología Regenerativa Barquisimeto, Venezuela. 2024; 2 (2). ISSN e: 3005-2653 4 Sociedad de Ginecología Regenerativa Comité Editorial Directora Dra. Ajakaida Renaud Sociedad de Ginecología Regenerativa. Venezuela. Editor jefe Dr. Pastor Galicia Chief Medical Officer, Grupo LETI. Venezuela. Editora Ejecutiva Dra. Marialida Mujica de González Universidad Centroccidental Lisandro Alvarado. Vzla. Editores de línea Dr. Alfonso Lázaro De la Torre Sociedad de Ginecología Regenerativa. Venezuela. Dra. Elizabeth Natale Hospital de Clínicas Caracas. Venezuela. Prof. Luis Traviezo Valles Comité Asesor Internacional Dr. Jorge Gaviria Grupo Korpo Láser Katy, Texas. USA. Dr. Enrique Alvirez Universidad Andina de Cusco, Perú. Dr. Santiago Palacios Instituto Salud y Medicina de la Mujer. Madrid, España. Dr. Marco Gaxiola Cueto Instituto Mexicano del Seguro Social, Culiacán, México. Edición e Indizaciones Prof. Luis E. Traviezo Valles. ISSN: 3005 - 2653 Versión Electrónica Depósito Legal N⁰: LA2023000178 Univ. Centroccidental Lisandro Alvarado. Vzla. Rev. Latinoam. Ginecol. Regen. ginecolregenerativa@gmail.com
  • 5. Revista Latinoamericana de Ginecología Regenerativa Barquisimeto – Venezuela. 2024; 2 (2): ISSN e: 3005-2653 5 TABLA DE CONTENIDO Editorial 1. La colisión del prolapso de los órganos pélvicos y del liquen escleroso y atrófico: barreras de la salud íntima. Palms S, Renaud A. Pag. 7-8. Artículos Originales 2. Efectividad de la silla electromagnética en la satisfacción sexual femenina. Real K, Korakis V, Valbuena A, Renaud A. Pag. 09-15. 3. Efectividad de tres técnicas utilizadas en la toma de muestra para biopsia en el diagnóstico histológico de lesiones del tracto genital inferior. Renaud A, Algara L, Martuci M, Fernández M. Pag. 17-22. Casos Clínicos 4. Siringomas vulvar tratado con láser de CO2 fraccionado y plasma rico en plaquetas: a propósito de un caso. Medina M, Maestre G, Ochoa P, Pacheco H, Renaud A. Pag. 23-28. 5. Utilización de amnios en combinación con PRP en la creación de neovagina: apropósito de un caso. Maiti S, Renaud A, Indriago M. Pag. 29-35. 6. Liquen escleroatrófico vulvar tratado con plasma rico en plaquetas, láser co2 y aceite ozonizado: a propósito de un caso. Corsini González AM, Coronel RJ, Renaud A. Pag. 37-43. 7. Ultrasonido focalizado de alta intensidad (HIFU) en prolapso vaginal anterior con incontinencia urinaria de esfuerzo: caso clínico. Galicia P, Renaud A. Pag. 45-51. 8. Seguridad del láser CO2 como instrumento de corte en lesión vulvo -perianal sospechosa de malignidad. Sillié J, Noguera Z, Córdova L, Pérez M, Reanaud A. Pag. 53-59. Artículo de Revisión 9. Efectividad terapéutica del láser de CO2 fraccionado en el síndrome genitourinario de la menopausia: una revision teórica. Leal Rodríguez E, Lozada Cordero L, Renaud A. Pag. 61-67. 10. Normas para los autores. Pag. 68-74. 11. Indizaciones e inclusiones. Pag. 75-80.
  • 6. Revista Latinoamericana de Ginecología Regenerativa Barquisimeto – Venezuela. 2024; 2 (2): ISSN e: 3005-2653 6 Misión La Revista Latinoamericana de Ginecología Regenerativa tiene la misión el generar, discutir y difundir, investigaciones, conocimientos, documentos y demás información en Ginecología Regenerativa y áreas afines, para que esté al alcance de profesionales y estudiantes de las Ciencias de la Salud y del público en general, a través de un planteamiento práctico, sencillo y atractivo, que permita llegar a un mayor número de usuarios, lo que servirá para la divulgación científica en salud. Visión Ser una revista reconocida tanto nacional como internacionalmente, que sea punto de referencias en Ginecología y motivo de consulta constante de profesionales del área, logrando la inclusión en índices tanto nacionales como internacionales, fruto de un reconocimiento por cumplir con los estándares bibliométricos y cienciométricos tanto nacionales, cómo internacionales. Objetivo General Publicar artículos de investigación, artículos históricos, imágenes en Ginecología Regenerativa y cartas al Editor, que versen sobre la Ginecología Regenerativa, especialmente sobre temas como la Ginecología Estética, Ginecología Funcional, Bioestimulantes en Ginecología, Energía en Ginecología, Complejo Clitorolabial, Labios Mayores, Vagina, Ano, Manejo de Complicaciones, Dilemas Éticos, Mercadeo y Redes Sociales en Ginecología y demás temas relacionados con la Ginecología Regenerativa.
  • 7. Revista Latinoamericana de Ginecología Regenerativa Barquisimeto – Venezuela. 2024; 2 (2): ISSN e: 3005-2653 7 Editorial LA COLISIÓN DEL PROLAPSO DE LOS ÓRGANOS PÉLVICOS Y DEL LIQUEN ESCLEROSO Y ATRÓFICO: BARRERAS DE LA SALUD ÍNTIMA THE COLLISION OF PELVIC ORGAN PROLAPSE AND LICHEN SCLEROSIUS AND ATROPHICUS: BARRIERS TO INTIMATE HEALTH 1 Sherrie Palms, 2 Ajakaida Renaud 1 Escritora del libro: Pelvic Organ Prolapse: The Silent Epidemic (USA). 2 Directora de la Revista Latinoamericana de Ginecología Regenerativa. Email: ajakaidarenaud.tv@gmail.com . Doi: https://zenodo.org/records/11321605 Recibido 18 mayo 2024. Aprobado 23 mayo 2024. La hiperlaxitud vaginal sintomática, se traduce en una sensación de bulto en la vagina, en estreñimiento crónico, con incontinencia urinaria y/o fecal, las cuales son sensaciones que no permiten experimentar placer en un encuentro y menos para sobrellevar esta situación a diario. El prolapso de los órganos pélvicos invade la vida de las mujeres durante meses, e incluso años, donde para la mayoría de las damas inmersas en esta patología, se puede presentar el malestar durante toda la vida. A diario cuando las condiciones de salud del prolapso del órgano pélvico, magnifican los síntomas, se puede sentir angustia, frustración, ira y en muchos casos, se combinan estos con la depresión. Una de esas afecciones crónicas que coexisten es la dermatopatía crónica inflamatoria, la cual es desconocida para muchos, siendo más común de lo que se cree, exacerbada por los cambios de la senescencia vulvar y por la baja de estrógenos en la etapa de la menopausia, llamada liquen escleroso y atrófico (LS). El liquen escleroso y atrófico (LS) puede afectar a miembros de cualquier sexo y edad, siendo más prevalente en mujeres mayores de cincuenta años y se estima que una de cada treinta mujeres, pueden padecer esta enfermedad. Se manifiesta como pequeñas protuberancias rosadas o blancas que se traducen cono una piel parcheada, arrugada, fina al principio como papel de cigarrillo, que sufre escoriaciones fáciles y seguidamente el tejido se hace grueso y áspero. El LS puede provocar desgarro y cicatrices en la piel, alrededor de los genitales, el ano y en algunos casos, puede provocar cáncer de vulva. Para añadir otro elemento a esta pesadilla, también puede ocasionar que las relaciones sean dolorosas y puede originar descompensación en las reacciones emocionales, sin embargo, se sabe, que las emociones juegan un papel fundamental en las enfermedades y el LS es una de estas patologías, tal que, lo que el cuerpo calla, lo refleja la piel, ya que está considerado como el alma del cuerpo. Sin contar que, si ha coexistido con un trauma genital anterior en estas pacientes, relacionándolo con cirugías previas, traumas obstétricos, violación, rascado, desencadenando el mal llamado fenómeno de Koebner, donde el cuerpo grita ¡Yo lo reparo ¡ Entonces, ¿qué pasa con la colisión del prolapso de los órganos pélvicos y Lichen Sclerosus y Atrófico? El prolapso de los órganos pélvicos es una enfermedad silente, progresiva, que puede afectar a las mujeres en el transcurso de su vida, y está exacerbada por los embarazos, partos, sobrepeso, ocupación, ejercicios y otros tipos de actividades. Existe una estrecha relación de los POP y las dermatopatías vulvares, la cual esta subestimada en la literatura y se manifiesta en dos grupos etarios, la pubertad y la menopausia, por la falla de estrógenos.
  • 8. Revista Latinoamericana de Ginecología Regenerativa Barquisimeto – Venezuela. 2024; 2 (2): ISSN e: 3005-2653 8 Desde hace ocho años, tenemos la Fundación FUNDAREN (Fundación Ajakaida Renaud) para manejo y tratamiento gratuito de disfunciones sexuales femeninas y masculinas, la misma funciona en Venezuela en dos principales ciudades, Caracas y Barquisimeto y también en la República Dominicana, específicamente en Santo Domingo, donde semanalmente, se atienden más de treinta pacientes de bajos recursos, principalmente postcáncer y donde coexisten estas patologías durante la menopausia. ¿Es contagioso el liquen? No, no es contagioso ¿Es curable? Si, si se maneja a lo largo del tiempo. El objetivo principal es el diagnóstico temprano, que se basa en un diagnóstico de 10 a 25 años antes, generalmente en la juventud, por motivos de consulta de fisuras vulvares recidivantes, donde la paciente consulta distintos facultativos, tal que se calcula que al menos cinco de ellos, para llegar a un diagnóstico correcto, y en el interín, no se resuelve el problema, el cual se exacerba por distintos factores de riesgo, incluyendo enfermedades inmunológicas, hormonales y virales, en distintas edades hasta llegar a la menopausia, ¿Cuáles son las causas del LS? El tipo de ocupación y especialmente el envejecimiento, la disminución del colágeno y la elastina en el área urogenital, lo que lleva a desencadenar este tipo de patologías o disfunciones de los órganos pélvicos, estando asociado con atrofia urogenital y con daño postparto. El manejo e LS a través de la ginecología regenerativa funcional y psiconeuroinmunoendocrinologia, es la clave, se han adaptado múltiples terapias que existen hoy en día en el mercado, individualizando a cada paciente según su necesidad, tal que, la clave es mantener etapas de remisiones por largos períodos. Cada paciente es diferente y el comienzo se basa en el cambio del estilo de vida, principalmente una dieta baja en azucares y gluten, baja en productos procesados, e incluir vegetales para manejar el eje endocrino intestinal, y sobre todo la microbiota, la cual debe estar estable, igualmente se recomiendan diferentes nutraceúticos adaptados para la etapa de la menopausia, y comenzar protocolos con plasma rico en plaquetas en sus distintas modalidades (IPRF, PRPGYCO, PRP) al menos por seis sesiones mensuales, también adicionando Exosomes, masajes periclitorideanos, cuerpos cavernosos, labios menores e introito, con aceite de ozono, además incluir fototerapia con láser excimer 308 nm, la cual actúa en un alto rango de fototerapia y es responsable en la debridación y drug delivery, lo que permite restaurar el colágeno. Actualmente se usa el electromagnetismo Physiomagneto, tal que, un alto porcentaje de estas pacientes, asocia vaginismos y se alterna con ondas de choque focalizadas en región vulvar e introito. Concluyendo, lo que se quiere es hacer un llamado al especialista a integrarse a esta nueva subespecialidad de la Uroginecología Regenerativa Funcional y Estética, para brindar a sus pacientes un manejo integral en todas las diversas patologías que existen en esta área, para llegar a una longevidad saludable y, sobre todo, plasmar la experiencia y experticia, a través de publicaciones en revistas con un alto impacto. Artículo científico
  • 9. Revista Latinoamericana de Ginecología Regenerativa Barquisimeto – Venezuela. 2024; 2 (2): ISSN e: 3005-2653 9 EFECTIVIDAD DE LA SILLA ELECTROMAGNÉTICA EN LA SATISFACCIÓN SEXUAL FEMENINA EFECTIVENESS OF THE ELECTROMAGNETIC CHAIR ON FEMALE SEXUAL SATISFACTION 1 Kiyohara Real, 1 Verónica Korakis, 1 Angie Valbuena, 1,2 Ajakaida Renaud 1 Universidad Internacional Abierta Generalísimo Sebastián Francisco de Miranda. 2 Ginecología y Obstetricia, Universidad Centroccidental Lisandro Alvarado, Barquisimeto, Venezuela. E mail: kiyoharareal2023@gmail.com . Doi: https://zenodo.org/records/11296384 Recibido 13 febrero 2024. Aprobado 21 marzo 2024. RESUMEN La terapia de la silla electromagnética ha revolucionado el campo de la ginecología y la salud sexual de la mujer, el impacto positivo que genera al fortalecer los músculos del suelo pélvico conlleva a mejor la sensibilidad y la función sexual, suscitando una mayor satisfacción en las relaciones íntimas. La evaluación de la efectividad de la silla electromagnética en la satisfacción sexual femenina de pacientes tratadas en la consulta de ginecología en el lapso febrero-septiembre de 2023, constituyó el objetivo de este estudio; en la que se realizó una investigación preexperimental en 16 pacientes entre 25 y 70 años. Se aplicó un cuestionario de satisfacción sexual, antes y después de la terapia con ondas electromagnéticas. En general, 50% de las pacientes tienen 56,50 años (Ma); 75% son sexualmente activas (12/16); 43,8% realizaron entre 6 y 9 sesiones de terapia. De las mujeres sexualmente activas 33,3%, en general manifestaron que la terapia realizada fue muy efectiva y medianamente efectiva; al comparar con la satisfacción sexual, estas deferencias no son estadísticamente significativas (p>0,05). Sin embargo, se observaron cambios importantes en la satisfacción sexual reportada a pesar del tamaño de la muestra. Se concluyó continuar investigando con un tamaño de muestra mayor tomando como referencia los resultados apriorísticos del presente estudio a fin de fundamentar más la eficacia de la terapia en la satisfacción sexual de las mujeres; así como, cualquiera de los otros problemas que tenga relación con el fortalecimiento del piso pélvico. Palabras clave: Terapia, silla electromagnética, satisfacción sexual. ABSTRACT The electromagnetic chair therapy has revolutionized the gynecology field and women's sexual health, the positive impact it creates by strengthening the pelvic floor muscles leads to improved sensitivity and sexual function, leading to greater satisfaction in intimate relationships. The evaluation of the effectiveness of the electromagnetic chair on female sexual satisfaction of patients treated at the gynecology consultation between February and September 2023 was the objective of this study, in which pre-experimental research was conducted on 16 patients aged between 25 and 70 years. A questionnaire on sexual satisfaction was applied before and after electromagnetic wave therapy. In general, 50% of the patients were 56,50 years old (Ma); 75% were sexually active (12/16); 43.8% carried out 6 to 9 therapy sessions. Of the sexually active women, 33.3% generally stated that the therapy performed was very effective and moderately effective; when compared with sexual satisfaction, these differences were not statistically significant (p>0.05). However, significant changes in reported sexual satisfaction were observed despite the sample size. It was concluded to continue investigating with a larger sample size taking as a reference the aprioristic results of the present study in order to further substantiate the efficacy of the therapy on women's sexual satisfaction; as well as, any of the other problems related to the strengthening of the pelvic floor. Keywords: Therapy, electromagnetic chair, sexual satisfaction, pelvic floor. INTRODUCCIÓN
  • 10. Revista Latinoamericana de Ginecología Regenerativa Barquisimeto – Venezuela. 2024; 2 (2). ISSN e: 3005-2653. 10 La disfunción sexual femenina es un trastorno que se produce cuando hay un cambio en la respuesta sexual habitual de la mujer. Los motivos de consulta ginecológicas más frecuentes, son los problemas relacionados con la actividad sexual; sabemos que, en un 80% de estos problemas, vienen ligados a patologías de disfunción del piso pélvico, así como la obesidad, los partos, la edad, el sedentarismo, la menopausia (1,2) . Existen varios aspectos que influyen en el desempeño sexual de la mujer, el trastorno de deseo sexual es probablemente la disfunción femenina más frecuente y puede tener causas fisiológicas, psíquicas o sociales, aproximadamente el 30% de mujeres no tiene ningún deseo sexual (3) . El trastorno de excitación sexual es debido a una causa fisiológica, sobre todo si existe algún factor que interfiera con el flujo de sangre o las terminaciones nerviosas en la zona genital. También se describe el trastorno del orgasmo, en donde las mujeres que lo sufren tienen dificultades para tener un orgasmo porque hay una ausencia, retraso o disminución de la intensidad del mismo, a pesar de que existe deseo y excitación sexual; en este fenómeno, la mujer no tiene las contracciones vaginales típicas del orgasmo y no lo siente. Otro aspecto a evaluar en las disfunciones sexuales es el trastorno por dolor, en este caso encontramos la dispareunia y el vaginismo. La dispareunia es un dolor genital persistente y recurrente que aparece en algún momento de la relación sexual, en cambio, el vaginismo es un trastorno en el que existe una contracción involuntaria de los músculos, cerrando total o parcialmente la vagina al intentar el coito (3,4) . Las alteraciones del piso pélvico también son causas frecuentes de disfunción sexual, ya que los músculos del suelo pélvico son el sostén para los órganos. Estas fibras musculares son firmes y gruesas cuando se encuentran funcionales, cuando se presentan disfunciones del piso pélvico, pueden generar dispareunia, sensación de peso, hiperlaxitud vaginal e incontinencia urinaria. En algunas mujeres, tras el parto o por adelgazamiento de la mucosa vaginal y con la edad, por disminución del estímulo hormonal, el canal vaginal se dilata, lo cual se conoce como síndrome de hiperlaxitud vaginal y puede afectar la vida sexual de las parejas causando una disminución o pérdida de fricción y/o disminución de sensibilidad (3,4) . La magnetoterapia es un enfoque novedoso, ambulatorio y mínimamente invasivo, aprobado como tratamiento conservador para la incontinencia urinaria desde 1998, con una tasa de curación reportada de 52 % (5) . La terapia con silla electromagnética induce la contracción pasiva del esfínter uretral y la musculatura del periné a través de una corriente eléctrica. La alta tasa de repetición asegura que los músculos alcancen contracciones no voluntarias de alta intensidad conocidas como “supra máximas”. Asimismo, aumenta la vascularización y produce neocolagenogénesis, de igual forma cabe destacar que con la realización de los ejercicios de Kegel se utiliza en promedio el 20 % de los músculos del piso pélvico, mientras que con la silla electromagnética se logra 100 % del uso de los mismos (5) . La fuerza electromagnética actúa a nivel intracelular, produciendo respuestas bioquímicas y movilización de electrolitos con expresión de productos tóxicos, síntesis proteica y aumento de los enlaces de alta energía que provocan la relajación muscular, vasodilatación, efecto antiespasmódico, aumento de la presión parcial de oxígeno, proliferación tisular, aumento de producción de endorfinas y colágeno. Los efectos del electromagnetismo contraen las fibras de colágeno y reticulares de la submucosa y mucosa vaginal, reduciendo el diámetro y la longitud de este órgano, generando así un efecto de tensado vaginal inmediato y devolviendo la firmeza de los músculos de la vagina; además de, embellecer el contorno de los genitales externos, mejorando la funcionalidad genital femenina (2,4) . Esta mejoría puede ser debida a la reactivación de la unión neuromuscular por el efecto electromagnético que incrementa la función sensorial del piso pélvico. Las razones fundamentales que motivaron la realización de esta investigación se centraron en el creciente interés que ha suscitado el empleo de ondas electromagnéticas para tratar y prevenir las afecciones que a corto y largo plazo sobrevienen en la región pélvica,
  • 11. Revista Latinoamericana de Ginecología Regenerativa Barquisimeto – Venezuela. 2024; 2 (2). ISSN e: 3005-2653. 11 especialmente en el ámbito uro-ginecológico, aumentando el tono perineal. Asimismo, efectuar este estudio seleccionando un diseño preexperimental con medición antes después, de aplicar la terapia, constituyó un reto trascendental, pues hasta la fecha no se encontraron estudios previos publicados, que evidencien la efectividad de la silla electromagnética y la evaluación de la función sexual, considerando este pionero, y demostrando la importancia de la aplicación de la misma, para objetivar la progresión sexual en las pacientes y en consecuencia la mejoría en la calidad de vida. En respuestas a estas inquietudes se planteó evaluar la efectividad de la silla electromagnética en la satisfacción sexual femenina de pacientes tratadas en la consulta de ginecología. MÉTODO Se realizó una investigación con diseño pre- experimental con medición antes y después la terapia con ondas electromagnética, en 16 pacientes en edades comprendidas entre 25 -70 años que acudieron a la consulta de ginecología regenerativa en el período comprendido entre febrero y septiembre 2023, presentando signos y síntomas compatibles con debilidad de piso pélvico y disfunción sexual. Se utilizó un cuestionario, versión española del Pisq-12 modificado (6) para identificar las patologías del suelo pélvico en mujeres sexualmente activas. Este instrumento consta de 12 ítems adaptados (redacción) por las autoras de esta investigación, tomando en cuenta la realidad de la mujer venezolana. Se agruparon dos dimensiones a) satisfacción sexual de la paciente, representada entre satisfecha e insatisfecha, y b) reacciones emocionales sexuales, se exploraron para complementar los aspectos importantes en la vida sexual de la mujer. De igual modo, se recodificó la variable efectividad de la silla electromagnética para tomando en cuenta el puntaje obtenido en las respuestas, representada en la escala: En la primera consulta, se solicitó a todas las seleccionadas mediante criterios de inclusión el consentimiento informado fechado para participar voluntariamente en el estudio. Posteriormente se realizó la historia clínica completa y detallada, que contuvo datos personales, antecedentes de importancia, antecedentes gineco-obstétricos y examen físico. Se aplicó el cuestionario Pisq-12 modificado (6) y adaptado por las autoras, antes de iniciar la primera sesión de terapia con la silla electromagnética. El día de la terapia las pacientes se ubicaban sentada en la silla ésta permanecía completamente vestida durante el tratamiento, ya que no se requiere la inserción de ningún dispositivo en el cuerpo. Cada sesión, tiene una duración aproximada de 30 minutos con potencias variables entre 50 – 70 Hertz. Se espera que el campo electromagnético focalizado estimule y fortalezca los músculos del suelo pélvico involucrados en el control de la vejiga y el apoyo de los órganos internos. Los datos fueron procesados utilizando en paquete estadístico SPSS versión 24, se representaron en cuadros y gráficos estadísticos, para la descripción y análisis se utilizaron medidas de estadísticas descriptiva (Mediana, dado el coeficiente de asimetría) y para el análisis de los datos se usarán pruebas estadísticas paramétricas (t de Student para muestras relacionadas) estableciendo un nivel de significación estadística de p 0,05. RESULTADOS Tabla 1. Edad de las pacientes atendidas en la consulta de ginecología regenerativa en el
  • 12. Revista Latinoamericana de Ginecología Regenerativa Barquisimeto – Venezuela. 2024; 2 (2). ISSN e: 3005-2653. 12 período comprendido entre febrero y septiembre 2023. La mediana de edad de las pacientes atendidas en la consulta de ginecología regenerativa, fue de 56,50 años (50%); reportándose 37,5% entre 61 a 68 años, seguido del 25% de 45 a 52 años. Gráfico 1. Distribución de las pacientes, según la actividad sexual. Del total de pacientes atendidas (16); 75% tienen una actividad sexual activa. Gráfico 2. Distribución de las pacientes, según número de terapias realizadas con la Silla Electromagnética Del total de pacientes atendidas, 43,8% realizaron entre 6 y 9 sesiones de terapia con la Silla Electromagnética; y un 18% entre 10 y 15 sesiones. Tabla 2. Satisfacción sexual de las mujeres en estudio, antes y después de la terapia de Silla Electromagnética. Al relacionar el nivel de satisfacción sexual, antes y después de usar la terapia de silla electromagnética se evidenció, que hubo importantes cambios al realizar la medición antes de usarla, más del 90% de las pacientes refirieron estar insatisfecha; después de la utilización de la silla este porcentaje disminuyó; incrementándose en 58,3% de satisfacción.
  • 13. Revista Latinoamericana de Ginecología Regenerativa Barquisimeto – Venezuela. 2024; 2 (2). ISSN e: 3005-2653. 13 Gráfico 3. Opinión de las mujeres en estudio según la efectividad de la terapia realizada con la Silla Electromagnética Del total de mujeres sexualmente activas, en igual porcentaje (33,3%) manifestaron que la terapia realizada con la Silla Electromagnética fue muy efectiva y medianamente efectiva en la satisfacción sexual; un bajo porcentaje (8,3%) refirió que es poco efectiva. DISCUSIÓN La Organización Mundial de la Salud (OMS) (7) en 2006 definió la salud sexual como un estado de bienestar físico, emocional, mental y social relacionado con la sexualidad. Lo que significa, que no es solamente la ausencia de enfermedad, disfunción o debilidad. La salud sexual indica un acercamiento positivo y respetuoso hacia la sexualidad y las relaciones sexuales en la pareja, así como la posibilidad de obtener placer y experiencias sexuales seguras, libres de coerción, discriminación y violencia, que afecte la relación y la calidad de vida en especial de las mujeres sexualmente activas. Entre los síntomas que están relacionados con la actividad sexual está la incontinencia urinaria (IU) durante el coito, la cual produce un impacto negativo muy trascendental en la calidad de vida de las mujeres que los padecen (8) . Por consiguiente, al evaluar clínicamente a las mujeres con problemas de suelo pélvico, es importante tener en cuenta si son sexualmente activas. Actualmente existen controversias entre los estudiosos del tema, de no contar con resultados publicados que concrete el área de la satisfacción sexual en correspondencia con la disfunción sexual, algunas razones se exponen por la ausencia de evaluación de la función sexual en las consultas ginecológicas, la falta de tiempo y el conocimiento insuficiente del manejo de la disfunción sexual en la mujer, otras (9) . El presente estudio reveló resultados apriorísticos para la comunidad científica, en vista que no hay accesibilidad de estudios publicados que involucren una referencia de las variables en estudio. Al respecto, se estudiaron 16 mujeres, 50% tienen una edad de 56, 5 años; de éstas 12 manifestaron ser sexualmente activas y tienen una edad equivalente (56,1 años); similar a lo publicado por, González (10) quien encontró 43,3%, (50 a 59 años) en la población de mujeres estudiada cuando elaboró y validó la versión venezolana del cuestionario PISQ-12. En correspondencia a este resultado, se refieren las diferentes exploraciones de la función sexual de la mujer que han orientado los problemas de origen multifactorial, para disfrutar el sexo el cual se atribuye a trastornos del piso pélvico hasta en las de 2/3 partes de mujeres mayor a 50 años que manifiestan en descontento con la vida sexual. De igual modo, se señala que las personas mayores de 50 años de edad se encuentran entre los más satisfechos con su vida sexual, mientras que los menores de 35 años se muestran insatisfechos con su vida sexual, no obstante, la cientificidad no está evidenciada. En el presente estudio se encontraron dos aspectos interesantes, antes de aplicar la terapia, casi la totalidad de las mujeres manifestaron estar insatisfecha sexualmente; sin embargo, después que recibieron la terapia con la silla electromagnética esta actitud se modificó a un grado de satisfacción sexual importante (58,3%); estos resultados se asemejan a lo reportados en otras investigaciones lo que indica que las mujeres por lo general se encuentran más satisfecha
  • 14. Revista Latinoamericana de Ginecología Regenerativa Barquisimeto – Venezuela. 2024; 2 (2). ISSN e: 3005-2653. 14 con su vida sexual cuando reciben tratamientos sean hormonales u otros relacionados con aquellas que no lo reciben, como es el caso de las que participaron en este estudio que recibieron terapia con ondas electromagnéticas. (11) Este trabajo muestra evidencia del impacto positivo de la terapia por ondas electromagnéticas, incrementando la capacidad de orgasmo de las pacientes, como efecto electromagnético que provoca un incremento en la función sensorial del piso pélvico, además, eleva la confianza de las mujeres para mantener una vida sexual activa; resultados que se evidencian mediante la efectividad evaluada y reportada como muy efectiva y medianamente efectiva. Aunque este estudio tuvo como limitante, que el tamaño de la muestra fue pequeña, lo que no hacen extrapolables los resultados a todas las mujeres que realizan esta terapia con silla electromagnética, sin embargo, internamente entre ellas hubo representatividad y desde el punto de vista clínico los resultados fueron relevantes; lo que permitirá a otros investigadores continúen la línea de investigación ampliando el tamaño de la muestra para que los hallazgos pueden ser aprovechados al momento de realizar una revisión sistemática del tema y servir de base para otros estudios. CONCLUSIONES En este estudio se lograron resultados razonables: a) todas las pacientes luego del uso de la silla entre 6 y 9 sesiones, afirmaban sentir cambios positivos en la satisfacción sexual; b) Se determinó la efectividad de la silla electromagnética para favorecer y/o satisfacer las relaciones sexuales de la mujer en la medida que se aborda integralmente la atención para lograr una salud sexual activa para una mayor calidad de vida. Fuentes de financiamiento. No se tuvieron fuentes de financiamiento para la ejecución del presente manuscrito. Conflicto de intereses. Los autores declaran no tener conflicto de intereses. REFERENCIAS 1. Valdez Pichardo TP. Beneficios del tensado vaginal con Láser CO2 para el bienestar sexual femenino. experiencia en consulta privada, septiembre 2018- febrero 2019. Rev Latinoam Ginecol Reg. 2023; 1(1): 51-63. https://doi.org/10.5281/zenodo.8196771. 2. Mas M. Cap 5. En: Actualizaciones en sexología clínica. Itziar Alonso-Arbiol (editora)- Bilbao; Servicio Editorial. Universidad del País Vasco, 2005.p. 85-100. (Educación y Psicología). 3. Berman JR, Goldstein I. Disfunción sexual de la mujer. Clínicas Urológicas de Norteamérica. 2001; (2): 431-44. 4. Pérez-Martínez C, Vargas-Díaz IB, Silva H. Incremento de la capacidad orgásmica en mujeres bajo tratamiento para incontinencia urinaria (IU) mediante ondas electromagnéticas (EXMI). Rev Mex Urol. 2008; 68(4): 229-233. 5. Espuña Pons M, Puig Clota M, González Agullón M, Zardain PC, Rebollo Álvarez P. Cuestionario para evaluación de la función sexual en mujeres con prolapso genital y/o incontinencia. Validación de la versión española del “Pelvic Organ Prolapse/Urinary Incontinence Sexual Questionnaire (PISQ- 12). Espuña Pons M et al. /Actas Urol Esp. 2008; 32(2): 211-219. 6. Organización Mundial de la Salud (OMS). (2006). Defining sexual health Report of a technical consultation on sexual health 28–31 January 2002. Ginebra: OMS. 7. Pauls RN, Segal JL, Silva WA, Kleeman SD, Karram MM. Sexual function in patients presenting to a urogynecology practice. Int Urogynecol J. 2006; 17(6): 576–580. 8. Espuna Pons M, Puig Clota M. Coital urinary incontinence: impact on quality of life as measured by the King’s Health Questionnaire. Int Urogynecol J Pelvic Floor Dysfunct. 2007 Nov 1 [Epub ahead of print]. 9. Pauls RN, Segal JL, Silva WA, Kleeman SD, Karram MM. Sexual function in patients presenting to a urogynecology practice. Int Urogynecol J. 2006; 17(6): 576–580. 10. González C. Magdiel D. Elaboración y validación de una versión venezolana del “ Pelvic Organ Prolapse/Urinary Incontinence Sexual Questionnaire (PISQ-12). Universidad central de Venezuela. 2012. P 40-48. 11. Urdaneta M J, Briceño Suárez L, Cepeda de Villalobos M, Montiel Ciro, M, Contreras
  • 15. Revista Latinoamericana de Ginecología Regenerativa Barquisimeto – Venezuela. 2024; 2 (2). ISSN e: 3005-2653. 15 Benítez A et al. Función sexual antes y después de la reparación quirúrgica del prolapso genital. Rev. Chil. Obstet. Ginecol. 2013; 78 (2): 102-113. http://www.scielo.cl/scielo.php?script=sci_arttext&pid=S 0717-75262013000200006&lng=es Cómo citar este artículo. Real K, Korakis V, Valbuena A, Renaud A. Efectividad de la silla electromagnética en la satisfacción sexual femenina. Rev Latinoam Ginecol Reg. 2024; 2(2): 09.15. https://zenodo.org/records/11296384
  • 16. Revista Latinoamericana de Ginecología Regenerativa Barquisimeto – Venezuela. 2024; 2 (2). ISSN e: 3005-2653. 16 Parque Nacional Morrocoy, estado Falcón, Venezuela. Foto: Luis Traviezo
  • 17. Revista Latinoamericana de Ginecología Regenerativa Barquisimeto – Venezuela. 2024; 2 (2). ISSN e: 3005-2653. 17 Artículo Original EFECTIVIDAD DE TRES TÉCNICAS UTILIZADAS EN LA TOMA DE MUESTRA PARA BIOPSIA EN EL DIAGNÓSTICO HISTOLÓGICO DE LESIONES DEL TRACTO GENITAL INFERIOR EFFECTIVENESS OF THREE TECHNIQUES USED IN SAMPLING FOR BIOPSY IN THE HISTOLOGICAL DIAGNOSIS OF LOWER GENITAL TRACT LESIONS 1 Ajakaida Renaud, 2 Luis E. Algara U, 2 Marieugenia Martuci C, 3 Melissa Fernández 1 Médico Especialista en Ginecología y Obstetricia. Cosmetoginecólogo. Profesor Titular AVEMER. 2 Médico Especialista en Ginecología y Obstetricia. 3 Unidad de Anatomía Patológica de la Policlínica Metropolitana de Caracas. Email: Ajakaidarenaud.tv@gmail.com . Doi: https://zenodo.org/records/11296585 Recibido 14 febrero 2024. Aprobado 21 marzo 2024. RESUMEN Las lesiones del tracto genital inferior incluyen, lesiones benignas o premalignas que afectan la vulva, vagina, cuello del útero y área del periné. Existen diferentes técnicas de incisión para biopsia con fines de efectuar un diagnóstico de las lesiones del tracto genital inferior. En este estudio de corte transversal, se analizó la efectividad de las técnicas utilizadas en la toma de muestra para biopsia en el diagnóstico histológico de dichas lesiones, en 95 mujeres sometidas a escisión con asa diatérmica, bisturí frío o láser diodo 960w, que acudieron a la consulta ginecológica durante un año. Se halló que la región anatómica del cuello uterino fue la de mayor número de muestras tomadas (84,2%) y el método de escisión predominante para la toma de muestra predominantes fue con bisturí en frio (52,6 %). La patología más común por región anatómicas fue en el cuello uterino el LIE-BG (46,2 %). Solo se evidenció daño de los bordes con la técnica de asa diatérmica (32,0 %); mientras que con el uso de bisturí en frío y láser diodo 960w no se evidenció daño térmico. Se concluyó, de las tres técnicas estudiadas, el láser diodo 960w, no presentó errores de diagnóstico causados por el daño térmico en sus bordes. El margen de uso del láser de diodo 960w es más preciso en comparación con el de otros sistemas. El daño térmico puede ser controlado y reducido, alternando el uso de ajustes de potencia, pulso y tasa de repetición. Palabras clave: Técnicas (asa diatérmica, bisturí frío o láser diodo 960w), biopsia, diagnóstico histológico, lesiones tractogenital inferior. ABSTRACT Lower genital tract injuries include benign or premalignant lesions affecting the vulva, vagina, cervix and perineal area. There are different incision techniques for biopsy to make a diagnosis of lower genital tract lesions. In this cross-sectional study, the effectiveness of the techniques used in sampling for biopsy in the histological diagnosis of such lesions was analyzed in 95 women undergoing excision with loop diathermy, cold scalpel or 960w diode laser, who attended the gynecological consultation during one year. It was found that the cervical anatomical region had the highest number of samples taken (84.2%) and the predominant cleavage method for taking predominant samples was with cold scalpel (52.6%). The most common pathology by anatomical region in the cervix was LSIL (46.2%). Only thermal damage to the edges was evidenced with the loop diathermy technique (32.0%); while with the use of cold scalpel and 960w diode laser, no thermal damage was evidenced. It was concluded that of the three techniques studied, the 960w diode laser did not present diagnostic errors caused by thermal damage to its edges. The margin of use of the 960 w diode laser is more precise compared to other systems. Thermal damage can be controlled and reduced by alternating the use of power, pulse and repetition rate settings. Keywords: Techniques (loop diathermy, cold scalpel or 960w diode laser), biopsy, histological diagnosis, lower tractogenital injuries.
  • 18. Revista Latinoamericana de Ginecología Regenerativa Barquisimeto – Venezuela. 2024; 2 (2). ISSN e: 3005-2653. 18 INTRODUCCIÓN Los avances en los últimos años, se han producido importantes cambios en la evolución natural de la enfermedad del tracto genital inferior, así como el uso de los diferentes recursos y avances tecnológicos para el tratamiento (1) . Las enfermedades clínicamente significativas de la vulva se observan con frecuencia en la práctica, como son las enfermedades epiteliales no neoplásicas (Liquien escleroso atrófico e hiperplasia escamosa). Dentro de las lesiones en vagina se tiene la neoplasia intraepitelial vaginal y carcinoma de células escamosas; en cérvix neoplasia intraepitelial cervical de bajo, alto grado y carcinomas del cérvix (1,2) . El cáncer de cérvix es el segundo cáncer en frecuencia en la mujer a nivel mundial, un 83% de los casos se dan en países en vías de desarrollo; una vez desarrollado el cáncer invasor, el pronóstico está directamente relacionado con el estadio en el momento del diagnóstico. Gracias al conocimiento de los factores pronósticos y al establecimiento de tratamientos multidisciplinarios, la mortalidad por cáncer de cérvix ha disminuido un 75% en los últimos 50 años (2-4) . En la actualidad el uso del bisturí en frío y el láser para biopsias de lesiones benignas en tracto genital, así como asa diatérmica, se emplean de manera ambulatoria en la consulta ginecológica, de patología de vulva y cuello uterino con frecuencia en el diagnóstico y tratamiento de la neoplasia intraepiteliales y cáncer. El bisturí se ha utilizado durante muchos años debido a su facilidad de uso, precisión y daño mínimo en el tejido adyacente. La necesidad de hemostasia en áreas altamente vasculares, como la región de la vulva, vagina y cuello uterino, llevó al uso generalizado de la electrocirugía. El uso de Asas diatérmicas en patología ginecológica se propuso por primera vez en 1981, formalizándose la técnica posteriormente a fin de sustituir las pinzas de saca bocados en la toma de biopsias durante la colposcopia, demostrándose una mejor calidad de las muestras para el estudio histológico (3,4) . La técnica fue posteriormente adaptada al tratamiento de la neoplasia intraepitelial cervical (NlC) modificando la forma y las dimensiones de las asas a fines de la década de los ochenta (5) en una época ominada por los métodos destructivos locales (ablativos), principalmente la vaporización con láser de C02. El uso del asa diatérmica en el tratamiento de la NIC mostró en los reportes iniciales, artefactos de coagulación que interferían con la lectura histológica de los bordes de resección en el ectocervix en 32% y en el endocervix en 44% dificultando el diagnóstico de una escisión completa de la lesión (9) . Estudios posteriores que compararon el procedimiento de resección con asa grande LEEP (loop electrosurgical escisión procedure) y con láser, demostraron igual eficacia y morbilidad (6,7) . Una serie objeciones relacionadas con el daño de los bordes por el paso del asa diatérmica que impedía la apropiada lectura de los mismos, hizo caer en el olvido esta propuesta. La electrocirugía proporciona hemostasia mejorada al sellar los vasos sanguíneos antes de cortar. Sin embargo, los exámenes histológicos revelaron una inflamación y necrosis más extensas. Los defensores del láser enfatizan su efecto hemostático inherente con menos lesiones en el tejido periférico que con la electrocirugía (8,9) . En el láser, la escisión se trata de un procedimiento bastante conocido actualmente, así como, la fotovaporización. Se usa mucho en diversas especialidades quirúrgicas incluida ginecología. Esta es una técnica utilizada para eliminar el tejido con la reproducción de calor (9,10) . El corte ocurre cuando la temperatura dentro de los tejidos sube lo suficientemente alta y lo suficientemente rápido como para que ocurra una vaporización explosiva del agua, solo una pequeña proporción del agua celular total debe evaporarse para que ocurra la ruptura de los mosaicos (11) . Uno de los elementos que más aportan al uso del láser diodo 960w, es la seguridad que da su uso por su precisión de acción en la zona puntual tratada y su rápida dispersión térmica con lo que el daño térmico se centra en el punto de impacto.
  • 19. Revista Latinoamericana de Ginecología Regenerativa Barquisimeto – Venezuela. 2024; 2 (2). ISSN e: 3005-2653. 19 El efecto térmico a 2 mm se dispersa en forma gausiana desde el lugar de impacto y lo mismo en profundidad. Dicho de otra forma, a 2 mm del sitio de impacto donde el efecto terapéutico es óptimo, tanto en profundidad como en extensión circunferencial, el efecto es solo hipertermia transitoria celular a no más de 40-45 grados centígrados con lo que, no hay daño extendido ni peligro de que existiese. En el láser diodo 960w, la intensidad y la velocidad del punto luminoso se regulan a fin de controlar la penetración del corte, efecto que produce la lesión térmica en la célula. Sin duda actuar con este equipo que nos entrega energía en forma de temperatura en el sitio de impacto del orden de los 120 a 140 grados, nos asegura solo vaporización sin carbonización. Esto es fundamental en aquellos casos donde la resección es muy importante para el estudio anátomo-patológico pues los bordes de la misma no tienen daño alguno a diferencia de lo que pasa con la electrocirugía. Podría discutirse si las ventajas sobre la electrocirugía son lo suficientemente considerables para evaluar una tecnología mucho más costosa para estos tratamientos receptivos. En este caso, sin duda que el tema control de sangrado y bordes de resección sin lesiones térmicas a más de 2 mm del borde de corte son fundamentales al momento de la discusión. Hasta el momento, las investigaciones en este campo son escasas; no se efectúan por que se expone que el láser está limitado por su alto costo y mantenimiento; no obstante, en vista de la existencia de los diferentes recursos y tecnologías disponibles para diagnosticar y realizar tratamientos curativos, razones que motivaron a desarrollar el presente estudio con el objetivo de analizar la efectividad de las técnicas (bisturí frío, electrobisturí y el láser diodo) utilizadas en la toma de muestra para biopsia en el diagnóstico histológico de las lesiones del tracto genital inferior. MÉTODO Se efectuó un estudio descriptivo transversal en una población objetivo conformada por 95 mujeres que presentaron lesiones, vulvares, vaginales, en cuello uterino y glúteo, que acudieron a la consulta de ginecológica durante un año. Fueron incluidas en el estudio, las mujeres con patología del tracto genital inferior a las que se le tomó muestra para biopsia con técnica de asa diatérmica, bisturí frío y láser diodo, y con estudio histológico reportado. Se excluyeron las mujeres con patologías malignas del tracto genital inferior con tratamientos previos ablativos. Para el diagnóstico histológico de la lesión, se tomó muestra para biopsia con tres técnicas (Asa diatérmica, bisturí frío y Láser diodo), la muestra extraída del producto de la técnica quirúrgica empleada, permitió obtener un diagnóstico final, así como la presencia o ausencia de lesiones preinvasoras en los bordes de resección. Para el borde de resección quirúrgico (BRQ), se describió y especificó si los bordes de la muestra están libres de lesión o no. En la determinación del daño térmico de los tejidos, me evaluó el daño por calor en las muestras tomadas. Se usaron hojas de bisturí N°11. El láser ORLIGHT LASER INNOVA CX® DIODO 980 de potencia máxima 30 Watts; se usó en modo de haz continúo a una configuración de 10W con un diámetro de punta de 0,3 mm. La unidad de electrocirugía Valleylab se ajustó a 40W modo coagulación. Las muestras fueron fijadas en formalina tamponada al 10%, se incrustaron en parafina y se seccionaron de forma inversa; de manera que se obtuvieron cortes transversales completos de la lesión de la mucosa. Las secciones se tiñeron con hematoxilina y eosina. Las secciones de tejido se evaluaron mediante microscopía óptica y las mediciones se realizaron con un micrómetro ocular. La lesión tisular aguda se evaluó histológicamente midiendo la longitud de la destrucción epidérmica en milímetros y la desnaturalización del colágeno dérmico lateral a ambos bordes de la lesión. Todas las evaluaciones histológicas se realizaron a doble ciego por dos observadores independientes. Se elaboró un formulario que incluyó los datos generales de la paciente y las variables a estudiar. RESULTADOS Las 95 pacientes que acudieron con diagnóstico o sospecha de lesión en el tracto genital femenino, se le realizaron toma de muestra con
  • 20. Revista Latinoamericana de Ginecología Regenerativa Barquisimeto – Venezuela. 2024; 2 (2). ISSN e: 3005-2653. 20 tres métodos o técnicas diferentes de escisión (bisturí frío, electrobisturí o asa diatérmica y láser diodo). Siendo la región anatómica con mayor número de muestras tomadas, el cuello uterino con 82 (84,2%) del total de los bloques procesados por anatomía patológica (gráfico 1) Gráfico 1. Ubicación anatómica de la lesión en el tracto genital femenino. En el gráfico 2 se observa los métodos de escisión utilizado para la toma de muestra de la lesión en el tracto genital femenino; predominó las muestras tomadas con bisturí frío 50 (52,6%), seguido con electrobisturí 25 (26,3%) y 20 (21,0%) con Láser diodo. Gráfico 2. Método de escisión empleado para la toma de la lesión en el tracto genital femenino. En las siguientes imágenes 1, 2 y 3 se muestra los cortes histológicos con cada uno de estos métodos de escisión. En el cuadro 1 se aprecian que las patologías más comunes por región anatómica fueron: En vulva el liquen plano 4 (40%; en la vagina predominaron el igual porcentajes (1 (25%), condilomas, VPH, signos de atrofia e inflamación crónica. En cuello uterino, la patología más diagnosticada en análisis de los bloques de las muestras fue el LIE-BG 37 (46,5%), seguido del menor número de muestras 5 (6,2%) positivas para cáncer; en la región glútea se un nevus compuesto 1(100,0 %). Cuadro 1. Diagnóstico histológico de lesiones del tracto genital inferior femenino
  • 21. Revista Latinoamericana de Ginecología Regenerativa Barquisimeto – Venezuela. 2024; 2 (2). ISSN e: 3005-2653. 21 En el gráfico 3, se indica el daño térmico en los bordes de acuerdo a cada una de las técnicas empleadas para la toma de muestra. Solo se determinó daño térmico, de los bordes en 8 (32,0%) muestras tomadas con la técnica de asa diatérmica (electrobisturí. A diferencia de las muestras tomadas con las técnicas de bisturí frío y del láser diodo que no presentaron daño térmico en los bordes. Gráfico 3. Daño térmico en los bordes de resección y compromiso según la técnica empleada para la realización de escisión de lesiones en el tracto genital inferior femenino. DISCUSIÓN Como aspecto general de los sitios de incisión y escisión, el presente estudio evidenció que la región anatómica donde más se toman muestra para biopsias por lesiones sospechosa, es el cuello uterino 80 (84,2 %), seguida de la región vulvar 10 (10.5%), lo cual, coincide con las principales causas de patología ginecológica, (1,2 ya que luego de los trastornos menstruales, la menopausia; la patología cervical, es uno de los motivos de consulta más frecuentes o la causa principal para la apertura de consultas especializadas de patología de cuello y vulva. Históricamente la técnica mayormente utilizada para la exéresis y toma de muestra en lesiones evidenciadas en el tracto genital inferior femenino es el bisturí frío, sin embargo con el advenimiento de técnicas como el electrocauterio y posteriormente el láser que mejoraron la hemostasia al realizar dichas tomas y a pesar de la diferencia de costos; (1, 3,4) no obstante, no se observaron diferencias importantes entre el uso del electrocauterio y el láser como método de escisión empleado para la toma de las mismas. En este estudio los resultados del diagnóstico histológico reportados con mayor frecuencia fueron: el liquen plano (región vulva), condilomas, atrofia, inflamación crónica y presencia de VPH (región vaginal); así como, la patología LIE-BG (región cervical) las cuales incluyen como causas el NIC y VPH, asimismo, se hizo énfasis en el diagnosticado cáncer invasor (9) . La visualización histológica en lesiones donde se usaron las técnicas de electrocauterio y láser se caracterizó por tinciones más profundas, picnóticas distorsionadas, núcleos, vasos sanguíneos trombosados o colapsados, linfáticos y artefacto de cauterio dado por necrosis por coagulación. La destrucción medida en los especímenes histopatológicos, fue casi indetectable en lesiones de bisturí frío. No se mostró evidencia de daño térmico con el bisturí frío en comparación con láser diodo, recordando que en la técnica de bisturí o llamado “bisturí frío” no se genera energía térmica. En síntesis, se ha referido que la electrocoagulación diatérmica conocida y empleada desde muchos años atrás, para el tratamiento de las lesiones benignas del cérvix, fue desde el punto de vista histórico el primer método ablativo que se utilizó para tratar las displasias cervicales en la década de los sesenta. Posteriormente, se comenzó a utilizarse la termocoagulación y luego la criocirugía hacia finales de la misma década. Actualmente el láser de dióxido de carbono es una técnica utilizada en la toma de muestra para biopsia en el diagnóstico histológico de las lesiones del tracto genital inferior. La medición de eficacia de estas técnicas evidenció que esta última el láser diodo ofrece mayor seguridad, en la determinación del diagnóstico histológico en lesiones del tracto genital inferior. No obstante, en la literatura científica, son escasas las investigaciones publicadas que
  • 22. Revista Latinoamericana de Ginecología Regenerativa Barquisimeto – Venezuela. 2024; 2 (2). ISSN e: 3005-2653. 22 refieran el daño térmico en los bordes de muestras tomadas en lesiones del tracto genital inferior u otra área abarcada por la ginecología con el uso de láser diodo, de ahí la relevancia del estudio al analizar estos tres métodos o técnicas de escisión. CONCLUSIÓN La técnica láser diodo 960w fue más efectiva en la toma de muestra para de biopsia de tejido del tracto genital inferior para realizar un análisis histopatológico, sin errores de diagnóstico causados por el daño térmico en sus bordes. El margen de utilización del láser diodo 960w es más preciso con relación a otras técnicas. El daño térmico puede ser controlado y reducido, alternando el uso de ajustes de potencia, pulso y tasa de repetición. Fuentes de financiamiento. No se tuvieron fuentes de financiamiento para la ejecución del presente manuscrito. Conflicto de intereses. Los autores declaran no tener conflicto de intereses. REFERENCIAS 1. OPS. Planificación de programas apropiados para la prevención del cáncer cérvicouterino. 3ed. Ciencias Médicas; 2012. p. 3- 5. 2. Natural History of Cervical Cancer: Even infrecuent screening of older women saves lives Cervical Cancer Prevention Fact Sheet. Program for Appropriate Technology in Health (PATH). november 2015. http:// www.path.orLesiones Preinvasoras de cuello uterino. 3. Tratamiento. Protocolos de La SEGO 2016; 90: 1-3.3. 4. Programa de Cáncer cérvico uterino de la OMS; 2014. 5. Bloss JD. The use of electrosurgical techniques in the management of the vulva, vagina and cervix: an escisional rather than ablativo Approach. Am J Obstet Gynecol. 2011; 169: 1081-5. 6. Cirisano FD. Management of pre- invasive disease of the Cervix. Semin Surg Oncol. 2015; 16: 222227. 7. Cabrera DJ, Villanueva J, Correa L, Landeros J, Navarrete J, Silva I. Uso del Asa Electroquirúrgica en neoplasias preclínicas del cérvix. Rev Chil Obstet Ginecol. 2016; 67 (6): 461-6. 8. Prendiville W. Ablación de la Zona de transformación con Asa. Clín Obstet Ginecol. 2015; 3: 597612. 9. Seman F. Cáncer Cérvico Uterino. Historia Natural y Rol del Papiloma Humano. Perspectivas en prevención y tratamientos. Rev. Chil. Obstet Ginecol. 2016; 67(4): 318-23. 10. Wright T, Richart R. Electrosurgery for HPV-Related Diseases of The Lower Genital Tract: Practical Handbook for Diagnosis and Treatment by Loop Electrosurgical and Fulguration Procedures.1992. 11. Salvaterra Azevedo AM. Evaluación histológica de los márgenes quirúrgicos en cirugía con láser de tejidos blandos de la cavidad oral. Departamento de Ciencias Morfológicas Faculdad de Medicina e Ondontología, Santiago de Compostela, 2015. Cómo citar este artículo. Renaud A, Algara L, Martuci M, Fernández M. Efectividad de tres técnicas utilizadas en la toma de muestra para biopsia en el diagnóstico histológico de lesiones del tracto genital inferior. Rev Latinoam Ginecol Reg. 2024; 2(2): 17-22. https://zenodo.org/records/11296585
  • 23. Revista Latinoamericana de Ginecología Regenerativa Barquisimeto – Venezuela. 2024; 2 (2). ISSN e: 3005-2653. 23 Caso clínico SIRINGOMA VULVAR TRATADO CON LÁSER DE CO2 FRACCIONADO Y PLASMA RICO EN PLAQUETAS: A PROPÓSITO DE UN CASO VULVAR SYRINGOMA TREATED WITH FRACTIONATED CO2 LASER AND PLATELET-RICH PLASMA: A CASE REPORT 1 Maryann Medina, 1 Gabriela Maestre, 1 Pedro Ochoa, 1 Homerlin Pacheco, 1,2 Ajakaida Renaud 1 Universidad Internacional Abierta Generalísimo Sebastián Francisco de Miranda. 2 Universidad Centroccidental Lisandro Alvarado. Ginecología y Obstetricia. Barquisimeto, Venezuela. Email: mmaryann132@gmail.com , Doi: https://zenodo.org/records/11296701 Recibido 23 marzo 2024. Aprobado 27 abril 2024. RESUMEN Los siringomas vulvares son neoplasias benignas anéxiales que se originan en la porción ductal de las glándulas sudoríparas ecrinas. En la literatura la localización vulvar es considerada una patología poco frecuente; clínicamente se presentan en la vulva como pápulas pequeñas, firmes de color piel, pruriginosas. En este estudio se evaluó el resultado del tratamiento con láser de CO2 fraccionado más plasma rico en plaquetas (PRP), en un caso de siringomas vulvares, en una paciente de 47 años que consultó por presentar sensación de piel acartonada y amamelonada de 20 años de evolución. Los hallazgos clínicos e histopatológicos determinaron un resultado diagnóstico de siringomas vulvares localizados; previo consentimiento informado la paciente recibió tratamiento de las lesiones de forma individual con láser de CO2 para foto vaporizarlas, tras aplicación de PRP; el tiempo programado fue una sesión mensual, durante un año. Los resultados obtenidos después de un año de tratamiento, fueron una notable disminución de las lesiones, observándose que no se generaron cambios en la sensibilidad del área, ni cicatrices residuales, además, se evidenció una mejor elasticidad de la piel y ausencia de prurito, sin que se hayan presentado nuevos brotes. Se concluyó que el láser de CO2 fraccionado combinado con el PRP es un tratamiento seguro y eficaz para las lesiones por siringomas vulvares, siendo mínimamente invasivo, con poco dolor y rápida recuperación; además, reduce el tamaño de las lesiones. Palabras clave: Siringomas, láser CO2, foto vaporización, plasma tico en plaquetas ABSTRACT Vulvar syringomas are benign adnexal neoplasms that originate in the ductal portion of the eccrine sweat glands. In the literature the vulvar location is considered an infrequent pathology; clinically they present on the vulva as small, firm, skin-colored, pruritic papules. In this study we evaluated the results of treatment with fractionated CO2 laser plus platelet-rich plasma (PRP) in a case of vulvar syringomas in a 47-year-old female patient who consulted for presenting a sensation of crusted and crusted skin of 20 years of evolution. The clinical and histopathological findings determined a diagnostic result of localized vulvar syringomas; after informed consent the patient received treatment of the lesions individually with CO2 laser to photo vaporize them, after application of PRP; the scheduled time was one session per month for one year. The results obtained after one year of treatment were a notable reduction of the lesions, observing that there were no changes in the sensitivity of the area, nor residual scars, in addition, a better elasticity of the skin and absence of pruritus were evidenced, without new outbreaks. It was concluded that fractionated CO2 laser combined with PRP is a safe and effective treatment for vulvar syringoma lesions, being minimally invasive, with little pain and rapid recovery; in addition, it reduces the size of the lesions. Keywords: Syringomas, CO2 laser, photo vaporization, platelet-rich plasma
  • 24. Revista Latinoamericana de Ginecología Regenerativa Barquisimeto, Venezuela. 2024; 2 (1). ISSN: 3005-2653 24 INTRODUCCIÓN Los siringomas vulvares son tumores benignos anéxiales que se originan en la porción ductal de las glándulas sudoríparas ecrinas y que pueden representar un reto para su diagnóstico debido a su similitud clínica con otras afecciones vulvares (1) . Se caracterizan por la aparición de múltiples pápulas redondeadas, de 1-5 milímetro (mm) de diámetro, del color de la piel o amarillentas y consistencia firme, localizadas en párpados, región anterior del cuello, tronco y abdomen, pudiendo ser confundidos con otras lesiones de la región (2) . En este sentido, resulta fundamental conocer las características clínicas y patológicas de estas lesiones para un adecuado abordaje diagnóstico y terapéutico. (1) El diagnóstico se realiza a través del estudio histopatológico de la lesión, en donde se puede observar una epidermis normal, y en la dermis superior una proliferación de conductos pequeños de tipo ecrino, algunos de los cuales presentan prolongaciones que se asemejan a una coma o que dan un aspecto similar a un renacuajo (3) . Las diferencias en los diagnósticos que se podrían plantear son: quistes epidérmicos, angioqueratomas, condilomas acuminados, moluscos contagiosos, liquen simple crónico, liquen escleroatrófico, psoriasis, escabiosis, pediculosis pubis y dermatitis de contacto alérgica, entre otras que presenten un comportamiento clínico similar (4) . Por otra parte, se diferencia del carcinoma microquístico de los anexos porque es más pequeño y simétrico, no exhibe quistes córneos prominentes y las células dispuestas en una sola hilera son inusuales (2) . El primer caso reportado de siringomas vulvares fue en 1971. La única serie de casos de siringomas de localización vulvar se describió en Taiwán en 18 pacientes mujeres con una edad media de 30 años (3,5) . Los siringomas vulvares son un trastorno raro y son pocos los casos reportados en la literatura, el tratamiento está indicado si las lesiones son sintomáticas y por razones estéticas, para lo cual se han empleado medicamentos como la atropina, tretinoina y el ácido tricloroacético, con escasa respuesta clínica (1) . Entre otros tratamientos recomendados en los siringomas, está el uso de láser de dióxido de carbono (CO2) que ofrece varias ventajas sobre otros métodos utilizados anteriormente; el láser de CO2 permite una precisión muy alta en la eliminación de los siringomas en el área genital, donde el tratamiento con láser de CO2 puede eliminar y/o controlar la proliferación de los siringomas de manera eficaz. La duración del tratamiento es menor; es decir, se requieren menos sesiones que con otros métodos, lo que reduce el tiempo de tratamiento general (2) . El láser de CO2 es selectivo y solo ataca las células objetivo, dejando la piel sana y sin dañar el tejido circundante. Esto reduce significativamente el riesgo de cicatrices y marcas permanentes, después del tratamiento con láser de CO2, la recuperación es más rápida en comparación con otros métodos. Los pacientes pueden incorporarse a sus actividades habituales sin tiempo prolongado de inactividad, el láser de CO2 se puede utilizar en diferentes tipos de siringomas (2) . Además, el tratamiento con láser de CO2 fraccionado puede ayudar a mejorar la apariencia de las lesiones y a reducir su tamaño, lo que puede mejorar significativamente la calidad de vida de las pacientes que padecen siringomas en la zona genital (5) . Aunque existen otros tratamientos disponibles para los siringomas, la evidencia médica sugiere que el tratamiento con láser de CO2 fraccionado puede ser altamente efectivo y requerir menos tiempo de recuperación que otras intervenciones potenciales (4) . De allí la importancia de combinar esta terapia entre otros componentes con factores de crecimiento del plasma para estudiar su utilidad y efectividad para la mejoría del tejido dérmico y mucosa vaginovulvar mejorando claramente los cambios atróficos epiteliales de patologías como liquen escleroso, la atrofia hipoestrogénica y los siringomas (4,6) .
  • 25. Revista Latinoamericana de Ginecología Regenerativa Barquisimeto, Venezuela. 2024; 2 (1). ISSN: 3005-2653 25 Estudios previos sobre el uso del Láser de CO2 fraccionado conjuntamente con el plasma rico en plaquetas (PRP) han demostrado una mejoría estadísticamente significativa (p<0,05) en la presencia de eritema y menor hiperpigmentación postinflamatoria en los sitios de tratamiento con una mayor producción de colágeno respecto a otros grupos de estudio (7) . Todos estos cambios se deben probablemente, a la presencia de al menos siete diferentes factores de crecimiento en el PRP que puede mejorar la reparación de tejidos dérmico y mucosa vaginovulvar regenerando claramente los cambios atróficos epiteliales de patologías vulvares (8) . De esta manera, no se ha reportado en estudios publicados, con el uso de láser de CO2 fraccionado más PRP aplicado en área vulvar, como tratamiento en los siringomas vulvares que tenga una efectividad de mayor alcance que los tratamientos tradicionales. En este contexto, se demostró dicho tratamiento, observando la evolución clínica y emocional de la paciente. Finalmente, en este estudio se espera que los resultados sirvan como una terapia alternativa en la que se combinan el láser de CO2 fraccional y la utilización del PRP como un tratamiento seguro y eficaz que no causa efectos segundarios por tratarse de un componente autólogo, atoxico y natural, además de ser un procedimiento altamente reproducible; lo cual se traduce en un restablecimiento de la calidad de vida y la función sexual de la mujer, entre otros beneficios. CASO CLÍNICO Se trata de una paciente de 47 años con antecedentes personales menarquia, refiere un sangrado tipo mancha a los 15 años duro sólo 3 días. Asiste a la consulta por presentar sensación de piel acartonada y a mamelonada de 20 años de evolución. Se valoró el perfil hormonal, resultando: niveles bajos de estradiol, aumento de la hormona foliculoestimulante (FSH); asimismo, se realizaron otros laboratorios: examen de insulina pre y postprandial, glicemia en ayunas y postprandial; los resultados confirmaron menopausia precoz y síndrome metabólico. En la exploración del examen ginecológico, se observó en los labios mayores, unas pápulas de color carne simétricas, asintomáticas, sin lesiones en labios menores. Se realizó biopsia de una de las pápulas, el resultado de Anatomía Patológica reportó siringomas vulvares localizados, describiendo hallazgos, de una proliferación de elementos ductales en la dermis; estos ductos estaban tapizados por dos capas celulares y algunos estaban dilatados por la presencia de un contenido amorfo en su interior, formaban estructuras con una cola celular que les daba un aspecto en renacuajo. La dermis presentaba haces de colágeno escleróticos y en la epidermis no se observaba ningún cambio significativo. En vista de los hallazgos clínicos e histopatológicos de las lesiones, se inició tratamiento con láser de CO2 fraccionado, para fotovaporizar las lesiones de manera individual, y al final de cada sesión se aplicó PRP. Este tratamiento se programó una sesión mensual durante un año. Simultáneamente, se indica la realización de ejercicios físicos y cambios en los hábitos de alimentación, más la administración de suplementos vitamínicos, para contribuir al cambio de la probiota intestinal y genital. MÉTODO Se eligió un caso de una paciente que acudió al Centro Médico Spinetti, a quien se le diagnóstico siringomas vulvares localizados según clínica y examen histológico. Se explicó a la paciente la opción terapéutica a realizarse con láser de CO2 fraccionado más PRP, una vez al mes durante un año; comprendido el procedimiento se solicitó su autorización para ser tratada y ser parte de un estudio, quien aceptó y firmó la hoja de consentimiento informado. Previamente para obtener el PRP, en cada sesión de tratamiento, se colocó a la paciente un torniquete en el brazo derecho, se limpió y se le extrae sangre del área articular con una inyectadora de 10 cc, luego se pasa a un
  • 26. Revista Latinoamericana de Ginecología Regenerativa Barquisimeto, Venezuela. 2024; 2 (1). ISSN: 3005-2653 26 tubo de tapa azul estéril, para centrifugar a 1800 revoluciones por 2 minutos. Seguidamente, la paciente se coloca una bata desechable y en la camilla en posición de litotomía se examina, ubicándose las lesiones de los siringomas vulvares; posteriormente, se realiza asepsia y antisepsia del área genial, aplicando lidocaína al 2%, se esperan 2 minutos; se enciende el equipo de laser de CO2 fraccionado a una potencia de 15 whats en modo continuo y se procede a realizar fotovaporización de las lesiones individuales, tras la aplicación del PRP en cada lesión. Al terminar el procedimiento la paciente se cambia y se le indica tratamiento oral diario de Zing 50 miligramo (mg), Vitamina C 1000 mg, Magnesio 500 mg, Vitamina D 5000 ud y se programa la próxima cita mensual. RESULTADOS Los resultados primarios en este caso, destacan que la paciente, en edad menopáusica, a la exploración, antes de iniciar el tratamiento, (figura 1), se observó la presencia de lesiones en los labios mayores de la vulva, las cuales se encuentran de manera bilateral y simétrica. Estas lesiones suelen causar un prurito intenso manifestado por la paciente. Además, se observó un aumento en el tamaño de las lesiones, las cuales se relacionan con siringomas. Figura 1. Antes del tratamiento. En la siguiente figura 2, durante la aplicación y administración del tratamiento, se distingue un área vulvar con una apariencia de la piel tratada y una evolución favorable en la textura, comprobada con un aumento en la elasticidad y firmeza de la piel, observado en un corto periodo de tiempo y con efectos duraderos. Figura 2. Durante el tratamiento Después de un año de tratamiento con láser de CO2 fraccionado y PRP, en esta figura 3, se observa la evolución clínica del tratamiento mediante una disminución importante de las lesiones de siringomas; además, de una mejor elasticidad de la piel comparada antes de recibir el tratamiento cuya manifestación y/o observación fue una piel acartonada y a mamelonada (figura 3); así como también, la ausencia de prurito manifestada por la paciente. Figura 3. Después de un año de tratamiento DISCUSIÓN Los siringomas son tumores benignos de las glándulas ecrinas que pueden aparecer como pequeñas pápulas múltiples, usualmente asintomáticas. La localización genital es baja en frecuencia; el primer caso de siringomas genitales fue reportado en pene, representó el 0,6% de la patología descrita en un hospital argentino (9) .
  • 27. Revista Latinoamericana de Ginecología Regenerativa Barquisimeto, Venezuela. 2024; 2 (1). ISSN: 3005-2653 27 Actualmente la literatura refiere una razón de mayor proporción en mujeres que en hombres (8) . Las estadísticas muestran un comienzo en la adolescencia y generalmente durante la tercera década de la vida. Tienen influencias hormonales, principalmente cuando se localizan en la vulva (10) . Los siringomas vulvares como se ha referido son poco frecuentes y en la mayoría de ellos, las pacientes reportan prurito como síntoma acompañante (75% de casos) (3) , con lesiones en el área vulvar, incluyendo pápulas color piel o hiperpigmentadas, quísticas blanquecinas y pápulas liquenoides (9,11,12) . Es importante destacar la similitud de esta referencia con el estudio de este caso; la paciente en edad menopáusica, experimentó al igual prurito vulvar intenso, lo que pudo haber contribuido a que las lesiones no fueran detectadas inicialmente. En este campo los estudiosos han abordado el tratamiento de lesiones diagnosticadas como siringomas por ser una patología benigna, casi siempre asintomática y no progresiva, principalmente cuando se decide tratamiento, es debido al prurito intenso o por motivos estéticos. Entre los autores existen contradicciones en la eficacia adecuada en los diferentes tipos de terapéuticas descritas en la bibliografía, entre ellos, el láser de CO2 en combinación con ácido tricloroacético o no, retinoides y atropina tópicos, otros (12) . No obstante, en este estudio se utilizó un tratamiento con láser CO2 combinado con PRP, éste último estimula la producción de colágeno, debido a las características del caso se inició el tratamiento durante un año con láser CO2 fraccionado a 15 watts en la que se efectuó la fotovaporización de las lesiones de los siringomas; esta indicación coincide con lo estudiado por otros autores (1,2) que mencionan que el láser CO2 es una opción segura y eficaz para el tratamiento de los siringomas en el área vulvar. A pesar de ser una patología benigna se realizó el tratamiento por razones estéticas debido al gran número de lesiones que presentaba la paciente. En este caso la cirugía no era una buena opción puesto que se asocia frecuentemente a formación de cicatrices anómalas, comprometiendo la sensibilidad y la morfología de la zona; por otra parte, el tratamiento farmacológico no estaba indicado puesto que era asintomática (7) . Al respecto, si se desea lograr mayor profundidad de remoción solo hay que repetir su acción en la misma región obteniendo de esta forma ablaciones capa a capa en forma controlada y menos dolorosas para la paciente; coincidente con otros estudios en la que se obtuvo como resultado la exéresis completa de las lesiones; siendo la mejoría clínica reportada por la paciente fue de 100% (13) , dato que concuerda con nuestra apreciación y/o evolución clínica del estudio de este caso, en vista que el tratamiento combinado de láser de CO2 fraccionado y PRP muestra una notable recuperación en la piel, con resultados visibles en poco tiempo y efectos duraderos. Entre otros resultados favorable de este caso, no se reportó durante el curso del tratamiento cambios en la sensibilidad, ni cicatrices residuales, por lo cual, es una alternativa para el tratamiento de siringomas localizado a nivel vulvar; esto es coincidente por otros autores (1) que no encontraron complicaciones con respecto a la perdida de sensibilidad ni cicatrices residuales. A pesar de la mejoría clínica de este caso, y la no presencia de nuevos brotes de lesiones, se debe mantener una vigilancia por tiempo prolongado, puesto que las recidivas son frecuentes y ningún tratamiento garantiza su desaparición a largo plazo. Aunado a los resultados de estudios previos, que se han realizados con esta terapéutica, existe coincidencia que no hubo cicatrices posteriores, destacando su rápida acción, selectividad, precisión y especificidad para el daño tisular; lo que generó una destrucción de los siringomas localizados de manera efectiva, de acuerdo a la atención médica oportuna y adecuada. CONCLUSIÓN Del presente estudio, se desprende que, aunque no existe un tratamiento óptimo para los siringomas, la mayor parte de la bibliografía y estudios científicos publicados sugieren utilizar láser de CO2 solo o en
  • 28. Revista Latinoamericana de Ginecología Regenerativa Barquisimeto, Venezuela. 2024; 2 (1). ISSN: 3005-2653 28 combinación, en este caso se adicionó el PRP aplicado al final de cada sesión, demostrándose al año, que es un tratamiento seguro y efectivo para las lesiones de siringomas vulvares, siendo mínimamente invasivo, con mejoría clínica de las lesiones a mediano plazo y evidencia de elasticidad de la piel. Estos resultados no son concluyentes, se espera se continúe investigando en esta área, para fortalecer los resultados de otros estudios de casos. Fuentes de financiamiento. No se tuvieron fuentes de financiamiento para la ejecución del presente manuscrito. Conflicto de intereses. Los autores declaran no tener conflicto de intereses. REFERENCIAS 1. Mendoza Mendoza Am, Minchola Vega, jl. Siringomas vulvares: comunicación de un caso, Rev. Perú. Ginecol. Obstet. Lima. 2021; 67(4). 2. Pedrazas D, de Pablo B, García D, Garrone R. Syringoma, Hospital Sant Joan de Déu de Martorell, Martorell. Barcelona, España. 2015. hptt//: 10.1016/j.semerg.2015.05.002. 3. Tapia O, Kam S y San Martín R. Singoma vulvar: reporte de caso y revisión de la literatura, Int J. Morphol. 2012; 30(3): 924-6. 4. Sánchez Tadeo MT, Pérez Rivera M, y Barba Gómez JM. Siringomas vulvares: Reporte de caso y revisión de la literatura, dermatología CMQ. 2017; 15(1): 34-37. 5. Villagrasa-Bolia P, Bularcaa, I. Martínez Pallása EA, García Garcíab A, Fuente Meir S. Siringomas vulvares: Cuando el diagnóstico diferencial es un reto. Zaragoza España. 2020. http//: 10.1016/j.gine.2020.06.006 6. Hui Q, Chang P, Guo B, Zhang Y, Tao K. The Clinical Efficacy of Autologous Platelet Rich Plasma Combined with Ultra-Pulsed Fractional CO2 Laser Therapy for Facial Rejuvenation. Rejuvenation Res. 2017; 20(1): 25-31. 7. Fernández-Crehuet P, Herrera-Sava A, Domínguez-Cruz J, Camacho FM. Siringomas generalizados. Aportación de un caso, Departamento de Dermatología. Hospital Universitario Virgen Macarena. Sevilla. España 2007. 8. Nita AC, Orzan OA, Filipescu M, Jianu D. Fat graft. Láser CO₂ and plateletrich plasma synergy in scars treatment. J Med Life. 2013; 6: 430-433. 9. Williams K, Shinkai K. Evaluation and management of the patient with multiple syringomas: A systematic review of the literature. J Am Acad Dermatol. 2016; 74 (6): 1234-40. e9. doi.10.1016/j.jaad.2015.12.006. 10. Huang Y, Yu-Huei K. Vulvar syringoma: A clinopathologic and immunohistologic study of 18 patients and results of treatment. J Am Acad Dermatol. 2003; 48(5): 735-9. 11. Mahan R, Bang D y Bilimoria F. Rare sweat gland tumors of vulva: report of two cases, Indian Journal of Sexually Transmitted Diseases. 2012; 33(2): 124-7. 12. López-Cordero S, Torres-Camacho P, Mercadillo-Pérez M, Arellano-Mendoza MI. Múltiples siringomas en una topografía clínica poco frecuente: reporte de caso. Ginecol Obstet Mex. 2021; 89 (4): 325-329. https://doi.org /10.24245/gom.v89i4.473. 13. Kar BR, Raj C. Fractional CO2 Láser vs fractional CO2 with topical platelet-rich plasma in the treatment of acne scars: Asplit- face comparison trial. J Cutan Aesthet Surg. 2017; 10: 136-44. Cómo citar este artículo. Medina M, Maestre G, Ochoa P, Pacheco H, Renaud A. Siringomas vulvar tratado con láser de CO2 fraccionado y plasma rico en plaquetas: a propósito de un caso. Rev Latinoam Ginecol Reg. 2024; 2(2): 23-28. https://zenodo.org/records/11296701
  • 29. Revista Latinoamericana de Ginecología Regenerativa Barquisimeto – Venezuela. 2024; 2 (2). ISSN e: 3005-2653. 29 Caso clínico UTILIZACIÓN DE AMNIOS EN COMBINACIÓN CON PRP EN LA CREACIÓN DE NEOVAGINA: APROPÓSITO DE UN CASO USE OF AMNION IN COMBINATION WITH PRP IN THE CREATION OF NEOVAGINA: A CASE REPORT 1 Sandip Maiti, 2 Ajakaida Renaud, 2 Marlery Indriago 1 Centro de Medicina Pélvica Avanzada, Hospital Hospitaria, NL, México. 2 Instituto Iberoamericano de Cirugía Ginecológica Funcional y Estética. Email: drmaiti@medicinapelvica.com . Doi: https://zenodo.org/records/11296811 Recibido 14 marzo 2024. Aprobado 21 abril 2024. RESUMEN Las investigaciones de la medicina regenerativa, continúan fortaleciendo las herramientas para mejorar la calidad de vida de las pacientes, contribuyendo de manera efectiva en el campo de la regeneración de tejidos y logrando resultados tempranos y funcionales. En este estudio se evalúo el resultado de la vaginoplastia de amnios en combinación con PRP en un caso de agenesia vaginal por síndrome de Mayer-Rokitansky-Kuster-Hauser (MRKH). Se realizó vaginoplastia de McIndoe en una paciente utilizando un injerto de amnios humano en combinación con Plasma Rico en Plaquetas (PRP). Entre los resultados se mencionan: estado anatómico (largo de neovagina) y epitelización de la vagina. La longitud vaginal después de la cirugía fue de 9 cm y longitud vaginal a los 6 meses de seguimiento fue de 8 cm, medición que se mantiene en el seguimiento realizado a los 6 meses de la intervención. La biopsia vaginal mostró epitelización completa de la vagina y la transformación de amnios a mucosa vaginal. Se concluyó, la vaginoplastia de McIndoe con injerto de amnios, es un método quirúrgico simple, seguro y rápido que da como resultado una vagina funcional. La técnica de Abbe-Wharton- McIndoe, tiene como ventaja que no requiere incisión abdominal. Presenta una rápida recuperación de la paciente y proporciona una buena longitud vaginal. Palabras clave: amnios, neovagina, MRKH, agenesia vaginal, vaginoplastia. ABSTRACT Regenerative medicine research continues to strengthen the tools to improve the quality of life of patients, contributing effectively in the field of tissue regeneration and achieving early and functional results. This study evaluated the results of amnion vaginoplasty in combination with PRP in a case of vaginal agenesis due to Mayer-Rokitansky-Kuster-Hauser (MRKH) syndrome. McIndoe vaginoplasty was performed in a patient using a human amnion graft in combination with Platelet Rich Plasma (PRP). The results include: anatomical status (length of neovagina) and epithelialisation of the vagina. Vaginal length after surgery was 9 cm and vaginal length at 6 months follow-up was 8 cm, a measurement maintained at 6 months follow-up. Vaginal biopsy showed complete epithelialisation of the vagina and transformation of amnion to vaginal mucosa. It concluded, McIndoe vaginoplasty with amnion grafting is a simple, safe and quick surgical method that results in a functional vagina. The Abbe-Wharton-McIndoe technique has the advantage of not requiring an abdominal incision. It has a rapid patient recovery and provides good vaginal length. Keywords: amnions, neovagina, MRKH, vaginal agenesis, vaginoplasty.
  • 30. Revista Latinoamericana de Ginecología Regenerativa Barquisimeto – Venezuela. 2024; 2 (2). ISSN e: 3005-2653. 30 INTRODUCCIÓN El síndrome de Mayer-Rokitansky-Kuster- Hausser (MRKH) es un trastorno congénito del aparato reproductor femenino que afecta a 1 de cada 5.000 mujeres en el mundo. Se caracteriza por la ausencia de parte del tracto genital. Por lo tanto, las mujeres que padecen de este síndrome presentan vulva y entrada vaginal, pero la ausencia de la parte superior de la vagina y el útero. En cuanto a la vagina, según el grado de afección, pueden tener ausencia total o parte de ella. Las causas del síndrome de Mayer-Rokitansky no se conocen en profundidad. Se debe a un fallo en el desarrollo embrionario temprano, sobre las 4 y 12 semanas de gestación. Los conductos de Müller del feto de sexo femenino no se desarrollan y, como consecuencia, el útero, las trompas y la vagina no se forman de la manera adecuada. El síndrome de Mayer-Rokitansky suele diagnosticarse mediante una ecografía o una resonancia magnética. Una mujer con el síndrome tiene producción normal de sus hormonas femeninas, por lo que llega a la pubertad y desarrolla sus características sexuales. Las mujeres con este síndrome generalmente lo presentan entre los 15 a 16 años aproximadamente cursando con amenorrea primaria. Algunas pacientes podrían presentar síntomas después del matrimonio con queja de dispareunia, lo que dificulta su actividad sexual, teniendo un gran impacto en la salud psicológica de la mujer (1) . Para el manejo de este síndrome, existen métodos quirúrgicos y no quirúrgicos. En 1938, Robert Frank, describió un método no quirúrgico para la creación de una neovagina, conseguida mediante la aplicación de una presión intermitente sobre un fondo de saco vaginal, donde necesariamente debe existir. Empleando progresivamente dilatadores de mayor tamaño, pudo obtenerse una vagina funcional apta para el coito a las 6-12 semanas de instaurada la terapia. Posteriormente, Woolf Ingram, aplicó la misma técnica utilizando dilatadores especiales sobre el asiento de una bicicleta, obteniendo una vagina de un calibre adecuado. La ventaja de estos métodos son su simplicidad y la ausencia de riesgos. Sin embargo, resultan inaceptables para muchas pacientes, especialmente jóvenes. Por otro lado, el tratamiento quirúrgico consiste en la creación de un espacio neovaginal entre la uretra y la vejiga por delante y el recto por detrás, para recubrir este espacio y conseguir la epitelización vaginal se han utilizado implantes epiteliales (técnica de Abbe-Wharton-McIndoe), segmentos intestinales (ileales, sigmoides), un colgajo miocutáneo (técnica de McGraw), peritoneo, amnios, y más recientemente Interceed (2) . Referente a la técnica de Abbe-Wharton- McIndoe: desde que Dupuytren describió, en 1832, la creación de una neovagina, mediante la simple creación quirúrgica de un espacio entre vejiga y recto, múltiples autores han realizado modificaciones de esta técnica. Inicialmente este espacio creado se estenosaba debido a que no se conocía la importancia de la dilatación continua y prolongada. En 1938, Wharton, combinó la creación del espacio vaginal con la dilatación continua mediante un molde de madera de balsa. Dicha técnica es sencilla y obtiene buenos resultados en cuanto a las dimensiones de la vagina, sin embargo, la cúpula vaginal puede quedar sin epitelizar, incluso al cabo de años. La presencia de tejido de granulación en la cúpula vaginal, da lugar a coitorragias y leucorrea, inaceptables por la paciente. La realización de injertos de piel para el recubrimiento de una neovagina ya había sido realizada por Abbe, pero dicha técnica la popularizó Sir Archibald McIndoe, en Inglaterra, con la utilización de un injerto cutáneo de dermis y la aplicación de una dilatación continuada posterior. Los injertos se solían obtener del muslo o de la parte superior del brazo, aunque actualmente se aconseja obtenerlo de las nalgas por motivos estéticos (2) . Desde que, en 1934 Brideau publicó por primera vez en la literatura francesa la utilización de amnios humano en la creación de una neovagina, en múltiples ocasiones se ha retomado dicha técnica, dada su baja morbilidad y los buenos resultados que ofrece.
  • 31. Revista Latinoamericana de Ginecología Regenerativa Barquisimeto – Venezuela. 2024; 2 (2). ISSN e: 3005-2653. 31 El amnio como herramienta, es bien conocido puesto que estimula adecuadamente la epitelización, ya que ha sido utilizado con dicho fin y buenos resultados en pacientes quemados y en traumatismos. Las primeras experiencias de utilización de membranas fetales se realizaron hace ya casi 100 años. Davis, en 1910, fue el primero en utilizar membranas fetales en el trasplante de piel. Desde entonces, el implante de membrana amniótica ha sido utilizado en distintas especialidades médicas, tales como: cirugía plástica, traumatología, ginecología, cirugía digestiva, entre otras (2) . El amnio deriva de la capa interna de la placenta, el cual está compuesto por cuatro capas y el corion, como se indica a continuación: 1) Capas de amnios: - Membrana basal: formada por capa de células epiteliales informalmente en la membrana basal colágeno II y IV. - Capa compacta: formada por colágeno intersticial I y III hacen la capa compacta. - Capa de fibroblastos: formada por una capa gruesa de amnios red de colágeno laxo con islas glicoproteínas no colágenas. - Intermedia o esponjosa: interfaz entre amnios y corion: red no fibrilar de colágeno II y contenido abundante proteoglicanos y glicoproteínas. 2) Corion: capa reticular, membrana basal, y capa de trofoblasto (2, 3) . Las células epiteliales poseen una gran cantidad de factores de crecimiento que favorecen los procesos de epitelización y reparación tisular tras el implante de membrana amniótica. Bajo el epitelio se encuentra una membrana basal de gran grosor y resistencia que constituye un excelente sustrato para la epitelización de los tejidos, y su resistencia favorece la manipulación y fijación de este tejido durante el implante. Finalmente se encuentra la matriz estromal, que es totalmente avascular, muy rica en colágeno y mucopolisacáridos, en cuyo interior pueden apreciarse escasos fibroblastos (2) . El principal efecto clínico que posee el amnio, y por el cual se utiliza en la mayor parte de los casos, es que favorece la epitelización de los tejidos: al implantar un fragmento de membrana amniótica en una zona con un defecto tisular, ésta actúa como una membrana basal y como un excelente sustrato para la epitelización sobre ella. Además, la membrana amniótica contiene una gran cantidad de factores de crecimiento, que promueven, aún más, el crecimiento epitelial. Por estos motivos facilita enormemente la regeneración tisular. Otro de los efectos clínicos es una marcada reducción de la inflamación, debido a que posee una gran cantidad de sustancias que inhiben distintos mediadores del proceso inflamatorio. El trasplante de membrana amniótica también reduce la cicatrización que existe durante el proceso de regeneración tisular. Ello lo consigue mediante la inhibición de los procesos de diferenciación de los fibroblastos, lo cual permite la regeneración tisular. Finalmente, también se han observado otros efectos clínicos tras el implante de membrana amniótica, como una reducción de la neovascularización, una disminución del dolor y una posible protección frente a las infecciones. Inmunológicamente la membrana amniótica presenta una muy baja antigenicidad, de manera que nunca han sido descritas respuestas inmunes severas tras su implante. Algunos trabajos han demostrado que las células epiteliales amnióticas humanas no expresan en su superficie los antígenos HLA-A, B, C ni DR. También se ha observado que el implante subcutáneo de un fragmento de membrana amniótica, como aloinjerto, no provoca inicialmente ningún tipo de respuesta de rechazo. Posteriormente se observa una progresiva reabsorción del tejido, con una leve infiltración de células inflamatorias. Por el contrario, el corion presenta una elevada antigenicidad y, cuando es implantado, produce una reacción inmunológica de rechazo severa (2) . MÉTODO La paciente tratada, de 22 años con diagnóstico de agenesia vaginal por síndrome de Mayer- Rokitansky-Kuster-Hausser (MRKH) desde los 15 años por ausencia de menstruación, acude a consulta en el Centro de Medicina Pélvica Avanzada, en Hospital Hospitaria, N.L., México, por diagnóstico descrito. Entre los estudios para evaluación y confirmación de diagnóstico, se solicitaron: Ecografía Transperineal, Cariotipo y Resonancia Magnética Nuclear (Fig. 1, 2 y 3). Adicionalmente se solicita perfil hormonal,
  • 32. Revista Latinoamericana de Ginecología Regenerativa Barquisimeto – Venezuela. 2024; 2 (2). ISSN e: 3005-2653. 32 reportando: FSH: 3.5 mUI/mL; LH: 5.6 mUI/mL: Progesterona: 1.6 ng/mL; Estradiol: 50.9 pg/mL. Igualmente se solicitan estudios preoperatorios tipo laboratorios: hematología completa, tiempos de coagulación, química sanguínea, serología de HIV y VDRL. Con lo anterior, se plantea tratamiento quirúrgico tipo vaginoplastia o cirugía de neovagina utilizando amnios de paciente donador. Se destaca, que se solicita autorización cruzada de paciente donador y receptor previo autorización del consejo hospitalario. Obtención y preservación: los componentes de la placenta destinados a ser utilizados en el ser humano como alternativa terapéutica deben seguir los mismos criterios que el resto de tejidos procedentes de la donación, con el objetivo de garantizar su seguridad sanitaria, en este caso los criterios de aceptación del donador (actor de riesgo para infecciones negativos). La placenta del donador, procede de una cesárea segmentaria en los cuales previamente se ha obtenido la autorización por escrito de la madre, y se sigue igual protocolo que para la donación de otros tejidos. En la donante se realizaron estudios serológicos para virus de inmunodeficiencia humana (HIV), hepatitis B, hepatitis C, VDRL y perfil STORCH, que por ser primigesta se realizó previamente prueba para descartar la posibilidad de una isoinmunización materno fetal. Con lo anterior definido, se programaron las cirugías para el mismo día, primero realizando la cesárea segmentaria y luego el procedimiento de neovagina, el cual se llevó a cabo en dos tiempos quirúrgicos. De la paciente programada para la cesárea segmentaria se obtuvo el amnio, realizando un lavado exhaustivo con solución fisiológica estéril para retirar excedentes de coágulos. Una vez extraída la membrana amniótica en condiciones de esterilidad, se separa el lado materno del lado fetal, es decir, el amnio se separa del corión mediante disección roma y se coloca sobre recipiente estéril, con el epitelio hacia arriba y la superficie estromal en contacto con el recipiente. Luego se procedió a su lavado en una solución antibiótica contra gérmenes Gram positivos, Gram negativos, antiviral y antimicóticos, utilizando: Bencilpenicilina 50 μg/mL, Estreptomicina 50 μg/mL, Anfotericina B 2.5 μ g/mL, Deoxicolato y Neomicina 100 μg/mL, dejando el amnio impregnado por dos (2) horas aproximadamente. Técnica quirúrgica: en el primer tiempo quirúrgico, con la paciente en posición de litotomía, bajo anestesia epidural de manera continua, y tras la colocación de un catéter de Foley vesical, se procedió a efectuar una incisión en H con láser de CO2, incidiendo en la mucosa del tabique vaginal, posteriormente se realizó disección romo digital en el tabique rectovaginal hasta obtener una longitud de 9 cm. La disección se extendió hasta la mayor altura posible sin ingresar en la cavidad peritoneal y sin eliminar todo el tejido subperitoneal. Se colocó un perineometro para hemostasia compresiva. Luego, se procedió a realizar el molde con esponja recubierto de preservativo con catéter de tres vías para crear una compresión neumática equitativa en las paredes vaginales. Seguidamente, se recubre la vagina con la membrana amniótica en su cara placentaria/trofoblástica hacia fuera. En este punto, justo antes de introducir el molde se colocó Plasma Rico en Plaquetas (PRP) en las paredes de la neovagina. Se introdujo el molde, y se sutura el excedente de membrana a nivel de introito vaginal y se cierra con seda 0. Se introdujo aire para crear neumo y facilitar la adherencia de la membrana en la pared vaginal, dando así por terminado el primer tiempo quirúrgico del procedimiento. Debido a la evolución medica satisfactoria de la paciente, se egresa de la institución hospitalaria a las 48 horas. La paciente en su postoperatorio tardío de neovagina, se reingresa a la institución a los 10 días para efectuar en un segundo tiempo quirúrgico el retiro del molde e iniciar
  • 33. Revista Latinoamericana de Ginecología Regenerativa Barquisimeto – Venezuela. 2024; 2 (2). ISSN e: 3005-2653. 33 procedimiento de dilatación con dilatadores flexibles. Finalmente, a los 30 días se realizó la primera biopsia y a los 90 días se realizó la segunda biopsia. RESULTADOS Se constata con la paciente en estudio, que la amenorrea primaria es el principal síntoma y motivo de consulta para las mujeres con el síndrome de Mayer-Rokitansky-Kuster- Hausser (MRKH) junto con dispareunia en mujeres casadas, tal y como lo describe Richa Vatsa y colaboradores (4) . En una examinación secundaria las características sexuales para esta paciente fueron normales, solo que la vagina estuvo ausente, estando dentro del porcentaje para esta patología (3 de cada 4 pacientes) como lo describe en su artículo Richa Vatsa. Igualmente, no se detectó anomalía renal para la paciente en estudio. En cuanto a los detalles quirúrgicos, para el primer tiempo quirúrgico se registró una duración de 120 minutos aproximadamente y la pérdida de sangre fue de 100 mL, para el segundo tiempo quirúrgico que está representado por el retiro del molde fue de 30 min, sin pérdida de sangre cuantificada. La medición de la longitud vaginal después de la cirugía fue de 9 cm aproximadamente y luego del retiro del molde fue de 8 cm, medición que se mantiene en el seguimiento realizado a los 6 meses de la intervención, considerando que la paciente se mantenía con dilatación vaginal. Estos resultados se muestran acordes a lo esperado, según la referencia del estudio realizado por Richa Vatsa y colaboradores, donde cincuenta (50) mujeres con síndrome de MRKH se sometieron a neovaginoplastia, obteniendo una longitud vaginal media después de la cirugía de 8,2 ± 1 cm. Adicionalmente, se destaca que no se tuvieron complicaciones postoperatorias para el caso en estudio. Respecto a la función sexual, la paciente refirió actividad sexual satisfactoria a los 6 meses con dispareunia leve. Reporte de primera biopsia (30 días): la superficie mucosa no muestra epitelio de revestimiento, en su lugar se observa una capa de tejido fibroso colagenizado con escasos capilares y fibroblastos (Fig. 4 y 5). A nivel del estroma, se observa abundante infiltrado inflamatorio con formación de granulomas de tipo cuerpo extraño (Fig. 4), a mayor acercamiento se observan células gigantes multinucleadas fagocitando material de tipo cuerpo extraño (Fig. 6). Reporte de segunda biopsia (90 días): se evidencia mejora de los hallazgos histopatológicos, la superficie de la mucosa se encuentra totalmente epitelizada, revestida por epitelio escamoso con adecuada maduración (Fig. 7). A nivel del estroma se observan vasos capilares y escasos fibroblastos (Fig. 8). A mayor acercamiento el epitelio muestra leve infiltrado inflamatorio y el estroma muestra resolución casi en su totalidad del infiltrado inflamatorio, identificándose solo linfocitos y escasas células plasmáticas con vasos de neoformación (Fig. 9). DISCUSIÓN Se confirma que la creación de una neovagina con membrana amniótica produce buenos resultados y menos complicaciones que otros procedimientos. Muchos son los tratamientos descritos para la creación de neovagina, sin embargo, la vaginoplastia de McIndoe es un método quirúrgico simple, seguro y rápido que da como resultado una vagina funcional. La técnica de Abbe-Wharton-McIndoe es popular, la cual tiene como ventaja que no requiere incisión abdominal. Presenta una rápida recuperación de la paciente y proporciona una buena longitud vaginal (5) .