Se ha denunciado esta presentación.
Se está descargando tu SlideShare. ×

Libro de estudio de caso (2)

Anuncio
Anuncio
Anuncio
Anuncio
Anuncio
Anuncio
Anuncio
Anuncio
Anuncio
Anuncio
Anuncio
Anuncio
Próximo SlideShare
Libro de estudio de caso
Libro de estudio de caso
Cargando en…3
×

Eche un vistazo a continuación

1 de 65 Anuncio

Más Contenido Relacionado

Presentaciones para usted (19)

Similares a Libro de estudio de caso (2) (20)

Anuncio

Más de Víctor Mendoza Martínez (20)

Libro de estudio de caso (2)

  1. 1. El estudio de caso: Un nuevo horizonte de investigación Víctor Manuel Mendoza Martínez.
  2. 2. La actividad de investigación en muchos de sus aspectos, se sigue desarrollando de manera acrítica y con los viejos parámetros de producción del conocimiento, esto significa que los resultados quedan cada vez más dependientes de los modelos metodológicos unidireccionales y con formas de explicación limitadas. En la mayoría de los ámbitos de trabajo; por ejemplo dentro de las ciencias de la educación los productos se destinan más a mantener una situación de dependencia estructural a los viejos modelos establecidos que trae como resultado el dejar de lado la intencionalidad por la innovación. Por lo arriba descrito, consideramos que en sus inicios el estudio de caso es juzgado desde una burocracia e inercia escolar que solamente asume un criterio para la producción del conocimiento científico, y sus indicadores de evaluación lamentablemente se han quedado obsoletos, ésta es la causa principal por la cual el estudio de caso, por ser una metodología innovadora, fue encajonado y muchas veces reducida al “aburrido” acto de buscar información para “cumplir con la tarea”. Hay en la actualidad una serie de movimientos de tendencia hacia la renovación de las metodologías de trabajo para la producción de conocimiento científico, las cuales respetando el diálogo con los modelos clásicos, buscan establecer un puente de comunicación con las nuevas formas de asumir la ciencia.
  3. 3. Esta situación favorece la responsabilidad por la utopía y también la necesidad de actualización. Estamos ciertos que la ciencia siempre tiene una apuesta permanente por el cambio, no obstante esta apuesta está en límite, debido a que crea crisis e incertidumbre, sobre todo si lo modelos “ya probados” nos dan los resultados “que queremos” y por lo tanto toman un carácter de infalibles. En este contexto nace el estudio de caso que se enfrenta a una práctica social que no tiene como cultura la producción de conocimiento y solamente se inscribe en el consumo de éste, situación que también trae consigo la oposición a cualquier forma de innovación. Este problema es una de las partes medulares que mantiene el libro que ahora tienes en tus manos como un espacio abierto, se trata de considerar que la actividad de generación del conocimiento debe tener una acentuación que implique un sentido de diálogo con diferentes métodos, técnicas, instrumentos que nos trae la novedad, no se trata de asumir una moda por la moda mismo, se trata de adquirir sentido de producción del conocimiento a partir del diálogo entre la tradición y la innovación. Como lo veremos en sus apartados relativos a los orígenes del estudio de caso, éste se desarrolló dentro de un espacio marginal o literalmente su actuar fue excluido, por no ser considerado como una metodología. En los tiempos actuales la convocatoria es por el compromiso con la calidad del conocimiento que esperamos construir y sobre todo por el cambio en la verdad que se desprende de la ciencia, esto sólo será posible en la medida en que podamos seguir manteniendo la actividad científica en su esencia siempre viva. Los propósitos que sustentan el texto están encaminados a conocer el significado del concepto de estudio de caso, analizar su origen histórico en el campo de las ciencias sociales, reconocer su fundamento epistemológico, delimitar los criterios de confiabilidad y validez que lo constituyen, sus procedimientos internos de trabajo, sus formas argumentativas y la última parte que refiere a la reflexión sobre la responsabilidad ética en el estudio de caso. El hilo conductor que atraviesa este texto, es la permanente invitación para que el lector tenga una nueva óptica en torno a la extensión del campo de trabajo, mediante el uso estudio de caso, como una forma de producir conocimiento que seguramente le traerá beneficios, no solamente metodológicos sino además le generará las condiciones de posibilidad para sustentar una actitud hacia la innovación. Un resultado que se espera que el investigador novel y el especialista obtengan una vez que concluya la lectura, es que se logre un horizonte de posibilidades para la solución de nuevos problemas, al mismo tiempo; que actualicen sus formas metodológicas de obtener conocimiento científico, tanto dentro del campo de las ciencias sociales como de las ciencias de la educación. En el transcurso de los diferentes capítulos, se podrá valorar como el estudio de caso tuvo un repunte progresivo a finales del siglo XX y principios del siglo XXI, sobre todo si tomamos en cuenta el avance de la epistemología y el interés que los diferentes investigadores pusieron sobre la necesidad de producir nuevas formas de trabajo. A partir
  4. 4. de esta situación, subrayamos que la trascendencia de esta investigación radica en ampliar los puentes de comunicación para la actualización del trabajo de los investigadores y en especial de los que están centrados en los problemas que exigen un enfoque mas abierto. La aplicación del estudio de caso como un recurso metodológico será siempre un horizonte creativo en el desarrollo de nuevos procesos para la generación de resultados y la evaluación de la gestión del conocimiento. De manera específica las aportaciones que este libro le proporcionarán a los investigadores son: el contexto histórico donde surge el estudio de caso, sus diversas modalidades, la importancia que tiene la unidad de análisis como un referente indispensable, un modelo de argumentación y las implicaciones éticas que tiene el estudio de caso desde una racionalidad crítica. Los cuestionamientos propuestos están en función de: ¿Qué es un estudio de caso? ¿Cuáles son sus raíces históricas en el campo de las ciencias sociales? ¿Cuál es su estatuto epistemológico? ¿Cómo se clasifican los diferentes tipos de estudios de caso? ¿Cuáles son sus criterios de confiabilidad y validez? ¿Cuáles son sus procedimientos metodológicos internos? ¿Cuáles son sus procedimientos de redacción? ¿Cuales son los criterios de presentación en materia argumentativa para un estudio de caso? ¿Cómo el estudio de caso puede convertirse en un ámbito de trabajo crítico? Aunado a lo anterior el libro se puede seguir desde un hilo conductor relativo a la importancia que tiene el estudio de caso en el marco de la innovación de las ciencias sociales y de manera específica en el campo de las ciencias de la educación. La metodología utilizada en esta investigación es de carácter documental; mediante un seguimiento del “estado del arte” sobre el tema, valoramos la calidad de la información en términos de su actualidad y de manera simultánea el uso de los “clásicos” nos permitió tener temporalidad en la información y así proporcionar un documento con los criterios de calidad en los datos presentados. Cabe destacar que el texto está centrado en ejemplos relativos a la ciencia de la educación. La expectativa es que un conocimiento profundo del estudio de caso en su aplicación en materia educativa, nos mantiene dentro del campo de la creatividad. Sumado a lo anterior; veremos como el estudio de caso se pude relacionar directamente con la práctica y la actividad que realizan los docentes en función de posibilitar un futuro mejor. El lector podrá conocer como esta metodología, que también puede ser un instrumento de recolección de datos, tiene su fundamento en la unidad de análisis. Esto quiere decir que la esencia del estudio de caso radica en su necesidad de resaltar el aspecto unitario y su relación con la generalidad a diferencia de otras metodologías.
  5. 5. En la parte de su relación con la ética, nos referiremos a la vinculación con la pretensión de muchos investigadores que quieran mejorar su práctica de trabajo y que puedan utilizar el estudio de caso como un elemento básico para la transformación. Una buena parte del material de este libro lo hemos publicado en diferentes revistas a través de la modalidad de artículo o ensayo de investigación y el lector encontrará las referencias en la bibliografía, tomando en cuenta esta experiencia, el documento que tienes en tus manos es un motivo de actualidad, puesto que se incluyen nuevos resultados producto del diálogo con la comunidad del conocimiento. Del análisis entre lo que ya habíamos escrito y las nuevas aportaciones que se lograron, surgió la idea de reflejar lo aprendido. El diálogo con la comunidad del conocimiento, nos motivó a presentar este libro. El contexto que está de fondo busca ser un espacio de racionalidad comunicativa, comunidad de aprendizaje y conocimiento. Esta situación nos impulsa a seguir produciendo nuevos materiales porque el tema siempre motiva para nuevos horizontes. La problemática que plantea el diseño, desarrollo y evaluación del estudio de caso; no contiene una tendencia lineal, por el contrario, el tema enfrenta muchas objeciones, sobre todo su inclusión como una metodología de trabajo de uso generalizado. ¿Cómo darle un nuevo sentido y reconocer las posibilidades que el estudio de caso nos puede dar? Esta es una pregunta abierta que tiene hoy un papel trascendental para la producción del conocimiento y que esperamos que el lector la asuma como propia. En este marco de estas ideas, la invitación a la lectura, tiene como finalidad servir a las necesidades del investigador que desee utilizar el estudio de caso como una metodología que produce un campo innovador para el desarrollo del conocimiento científico, sobre todo en el terreno de la investigación educativa, donde su uso es escaso por el desconocimiento de sus ventajas, por eso reiteramos su trascendencia para los interesados en el tema.
  6. 6. 1. Un acceso al concepto de estudio de caso El objetivo de este apartado es reconocer los diferentes campos de conceptualización del estudio de caso. Su carácter plurisémico es una invitación a la creatividad pero también nos genera situaciones de complejidad extrema cuando estamos trabajando de manera específica con su operatividad. Este es el tema que presentamos en esta primera parte del libro, lo relativo a la complejidad de su definición y la necesidad que tiene un investigador de recurrir a estos campos semánticos para producir los acuerdos básicos de su conceptualización. En este sentido este capítulo no es sólo un catalogo de definiciones, es también un horizonte de reflexión sobre la interrelación de los conceptos. El primer procedimiento metodológico para abordar un inter/sujeto/objeto1 de estudio como un espacio de trabajo en sus distintas modalidades, es aproximarnos a sus formas de conceptualización a través del aporte que nos dan las obras generales2. En la Lexipedia no existe una definición de “estudio de caso”, no obstante si se define al caso como: “… (Del Latín casus) m. Suceso, acontecimiento//casualidad// lance ocasión// Asunto de que se trata o que se consulta // En medicina paciente con especie patológica individualizada// En las epidemias, cada invasión individual// Clínico cualquier proceso individual, especialmente no habitual”. (Lexipedía 2002: 390) La Lexipedia nos da un primer referente sobre la categoría de “caso” pero el concepto no está vinculado con su situación en tanto estudio. Ésta pone su interés en el suceso y su avance que se ve reflejado en el aporte que le dio la medicina como práctica de investigación. Reconocemos su riqueza pero también estamos convencidos de su necesaria actualización a partir del avance de las ciencias sociales. 1 El concepto de sujeto/objeto refiere a una propuesta que considera que en ciencias sociales el problema del conocimiento es ya siempre una relación intersubjetiva. (Nicol 1967) 2 Las obras generales son un recurso que provee mucha de la información y conocimiento con base en el apoyo a la investigación documental. Las mismas están dirigidas a todos los segmentos de la sociedad pero en especial están dirigidas al sector universitario-académico, ya que es ahí donde la sociedad produce de manera privilegiada el conocimiento científico.
  7. 7. Así entonces la complejidad del estudio de caso, exige ahondar en sus definiciones y no sólo acudir a las obras generales sino buscar mediante la investigación documental en las obras especializadas. “…el estudio de caso es una técnica o instrumento ampliamente utilizado en las ciencias humanas tiene una doble utilidad: para el aprendizaje de la toma de decisiones y como una modalidad de investigación. En este sentido, el estudio de caso se refiere al paradigma N=1 que toma al individuo unidad como universo de investigación o, lo que es igual, lo que denominamos estudio de caso único. Este estudio puede realizarse, en ocasiones, atendiendo en profundidad al sujeto considerado en un momento concreto o de un modo longitudinal. Desde una perspectiva metodológica, el estudio de caso es un paradigma científico y de investigación que comienza a ser una vía muy importante para la realización de diseños que por su validez pueden ser incluidos dentro de los denominados estudios cuasi experimentales. En el campo de la investigación pedagógica comienza a introducirse como pujanza como paradigma de investigación, tal como lo demuestra la amplitud de los estudios realizados en los últimos años. Sin conocidos, en este sentido, los Kazdin y Kratochwill, que intentan la posibilidad de entroncar este enfoque metodológico con diseños temporales. La utilidad de este nuevo diseño, que significa o puede significar una ruptura con los diseños tradicionales de grupo, parece dar inicio en términos educativo en los campos del diagnóstico de dificultades de aprendizaje, en la orientación escolar, en el “training-gruops”, así como en todo el amplio campo de la investigación experimental que puede servir de base para la formación de psicólogos, sociólogos y pedagogos. (Diccionario de las ciencias de la educación 05: 232) Una primera diferencia con los diccionarios generales es que se pasa del concepto de caso al referente en términos de estudio de caso y además lo traduce como una metodología de trabajo para el investigador. La riqueza de seguir las definiciones suscritas por los diccionarios especializados, nos dan cuenta de las categorías que contribuyen a la compresión del significado; tales como “fenómenos social”; “dato”; “método cualitativo”, “técnica o instrumento”; “momento concreto”; “paradigma” –científico y de investigación-; “diseño temporal”. Esto quiere decir que existe una riqueza en el estudio de caso, producto de la multivocidad en los conceptos utilizados para la compresión, por lo tanto exige que los investigadores tomen
  8. 8. una posición con relación a que no es sólo una definición sino más bien un espacio semántico. 3 Otra contribución al problema de la definición del estudio de caso la hacen Sehaub Horst y Zenke Karl en el Diccionario de pedagogía: “…el estudio de caso (single case analysis) Dentro de un periodo de tiempo bien definido, investigación repetida y, por ello, la mayoría de la veces comparativamente concentrada y diferenciada, de personas concretas o de unidades sociales observables (escuelas, clase escolar o familia). La observabilidad del objeto/sujeto de investigación permite, por lo general, la observación de una multiplicidad de factores o variables que son importantes para dar respuesta a las cuestiones que se plantean en las investigaciones descriptivas o para el examen de hipótesis analíticas. Los estudios de caso particulares, se realizan sobre todo a fin de describir interdependencias especialmente llamativas de los factores concretos del objeto de investigación. En este sentido son de sobremanera significativas para la formulación de hipótesis, que luego pueden concentrarse en las investigaciones a base de muestras. Los estudios de caso particulares, se sirven muy a menudo de combinada de los más diversos instrumentos de investigación: cuestionarios, observación participante con protocolo de procedimiento de test”. (Sehaub 01:74) Lo visto hasta aquí, nos dice que las raíces del estudio de caso, se encuentran en la antropología y la sociología, no obstante su evolución, que se vio impulsada por todos los campos del conocimiento de las ciencias sociales, tienen en materia educativa un auge específico desde mediados del siglo XX, donde los temas como el aprendizaje y el curriculum tuvieron una gran difusión y se vincularon en gran medida con el estudio de caso. Estos datos nos dan una pauta para reconocer que el inicio de los estudios de caso en materia educativa se dio en los años 60 del siglo pasado. Sus raíces se encuentra en la antropología y en la investigaciones que hicieron los clásicos de la economía, sociología o la psicología, su desarrollo se vio impulsado por las investigaciones en el campo del curriculum y la evaluación del aprendizaje que tenían una intención de producir modelos de trabajo en el aula y buscaron nuevas metodologías de trabajo apoyadas en el conocimiento científico. 3
  9. 9. El auge trajo como resultado el surgimiento de autores denominados “clásicos” en esta materia: Walker4 (1983) lo define como: “…el examen de un ejemplo en acción. El estudio de unos incidentes y hechos específicos y la recogida selectiva de información de carácter biográfico, de personalidades, intenciones y valores, permiten al que lo realiza, captar y estudiar los elementos de una situación que le dan significado”. (p 45) Yin en 1994, lo define como una estrategia de investigación destinada a responder ciertos tipos de interrogantes que ponen su énfasis en el ¿Qué? ¿Cómo? y ¿Por qué? Subrayando la finalidad descriptiva y explicativa. En esencias es: “…una estrategia de investigación que comprende todos los métodos con la lógica de la incorporación en el diseño de aproximaciones específicas para la recolección de datos y el análisis de éstos” (Yin en Arzaluz 05: 133) En sintonía con las definiciones y los avances metodológicos de finales del siglo XX, Denny nos dice que el estudio de caso es “…un examen completo e intenso de una faceta, una cuestión o quizá los acontecimientos que tienen lugar en un marco geográfico a lo largo del tiempo” (Denny en Rodriguez 1999) Otro aporte significativo a la definición del estudio de caso la aporta Wolcott quien considera que el estudio de caso es una estrategia metodológica para el diseño de investigación. ( Wolcott en Rodriguez 1999). Los investigadores que han utilizado el estudio de caso de manera particular en sus trabajos y que forman parte del estado del conocimiento argumentan que: “El estudio de caso suele considerarse como instancia de un fenómeno, como una parte de un amplio grupo de instancias paralelas (…) un dato que describe cualquier fase o el proceso de la vida entera de una entidad en sus diversas interrelaciones dentro de su escenario cultural –ya sea que esa unidad sea una persona, una familia, un grupo social, una institución social, una comunidad o nación-. Cuando la unidad de estudio es una comunidad, sus instituciones sociales y sus miembros se convierten en las situaciones del caso o factores del mismo, porque se está estudiando la significación o el efecto de cada uno dependiendo de sus relaciones con los otros factores dentro de la unidad total” (Young en Arzaluz 05:133) 4
  10. 10. Tres de las más importantes bases de datos en español Redalyc, Dialent y Latindex, registran un sustancial avance de las investigaciones que utilizan el estudio de caso, por citar un dato: solamente entre el periodo de 2005 al 2011 se incrementaron en un 75%. Este dato se ve también reflejado en la base de datos Scirus que nos da un avance de 72% durante el mismo periodo.5 En síntesis, podemos concluir que el estudio de caso es un concepto multívoco y plurisémico y en algunos contextos esta situación nos conduce a su equivocidad. De manera general lo podemos considerar como una metodología de investigación sobre un inter/sujeto/objeto específico que tiene un funcionamiento singular, no obstante su carácter particular también debe explicarse como sistema integrado. Es en este sentido esto significa que estamos hablando de una unidad que tiene un funcionamiento específico al interior de un sistema determinado, así entonces lo entendemos como la expresión de una entidad que es objeto de indagación y por este motivo se denomina como un caso. Para comprender mejor el tema en el siguiente apartado haremos un recorrido sobre las principales investigaciones dentro del estado del conocimiento y una revisión de los denominados “clásicos” que utilizaron el estudio de caso ya sea como una metodología o instrumento de investigación. 6 5 La Red de Revistas Científicas de América Latina y el Caribe, España y Portugal Redalyc es un proyecto impulsado por la Universidad Autónoma de Estado de México (UAEM), con el objetivo de contribuir a la difusión de la actividad científica editorial que se produce en y sobre Iberoamérica. Dialnet, es una base de catos de contenidos científicos hispánicos especializados que desarrolla la Universidad de la Rioja en España. El Latindex, es un producto de la cooperación de una red de instituciones, desarrollada por la Unam que funciona de manera coordinada para reunir y diseminar información sobre publicaciones científicas seriadas producidas en la región. 6
  11. 11. 2. Los antecedentes históricos del estudio de caso Una vez revisado el campo conceptual del estudio de caso desde las obras generales hasta su uso particular por parte de los investigadores, es importante poner a consideración el interrogante sobre cuál ha sido su recorrido histórico dentro de los clásicos y el estado del conocimiento. Las primeras investigaciones que utilizaron con estudio de caso, las podemos localizar en el desarrollo del conocimiento de diferentes culturas de la antigüedad. Como sabemos este conocimiento estaba íntimamente ligado a la racionalidad mítica como forma de producción del saber. Solamente mencionamos un aspecto significativo en las narraciones que realiza Hesíodo y Herodoto con sus investigaciones sobre el mundo griego. El estudio de caso como estrategia para la gestión del conocimiento nace en la modernidad, con el surgimiento de las ciencias sociales en el siglo XIX y tiene un epicentro evolutivo en el área cultural de la antropología y los métodos etnográficos. Gunderman anota que entre los principales pioneros se encuentra Marx y sus estudios sobre el capitalismo en Inglaterra; Weber y sus investigaciones sobre la ética protestante y el capitalismo -en específico sobre el calvinismo- que pusieron las bases para el desarrollo del estudio de caso. (2004) También incluye a Durkheim en los estudios sobre el suicidio. Otro de los pioneros en el uso de los estudios de casos fue el médico convertido en psicólogo Sigmund Freud, quien se basó en ellos para el posterior desarrollo de su teoría psicoanalítica. Su famosa paciente, Anna O, y sus observaciones detalladas acerca de su condición mediante el uso de la asociación libre como método para el tratamiento de la histeria y otras condiciones, dieron origen al estudio de caso en el campo de la Psicología. (Gunderman 2004) Otro antecedente que contribuyó indudablemente al avance de la problemática que nos atañe, es la aparición en el contexto de la “cultura popular” mediante la recopilación de biografías sobre la descripción de la vida de las familias en Europa a finales del siglo XIX
  12. 12. y principios del XX, donde aparecen casos específicos que son abordados en gran parte para dejar un conocimiento histórico de la vida cotidiana de sujetos particulares mediante biografías personales.7 Un dato significativo, lo aporta Patricia Young analizando el concepto de “estudio de caso” como metodología de investigación, nos dice que nace en la sociología y, posteriormente, se desarrolla como un modelo particular en la investigación médica y psicológica, donde el término sirve para denominar la patología de una enfermedad. En el terreno de la investigación social “…la historia de este método, se supone que es uno de los más antiguos usado para describir y explicar la vida social; probablemente fue Herbert Spencer el primer sociólogo que lo utilizó” (Young en Arzaluz 05:110) A mediados del siglo XX es Robert K Merton (1972) el investigador que puso los cimientos para marcar el origen del estudio de caso de manera formal dentro de las ciencias sociales. Sus estudios sobre las relaciones entre el puritanismo y su vinculación con el avance de la ciencia en Inglaterra; dieron lugar al reconocimiento de la metodología del estudio de caso como una forma de gestión del conocimiento. Dentro de las denominadas “ciencias críticas otro autor que desarrolló el estudio de caso es Immanuel Wallerstein con sus investigaciones sobre el capitalismo en Occidente. Cabe subrayar que Arzaluz (2005), pone de relieve que un significativo aporte para el reconocimiento y uso del estudio de caso fue lo realizado en la Escuela de Chicago en los trabajos de Anderson, Louis Wright y Ernest Burguess que lo aplicaban como recurso central para la etnografía de la naciente sociología urbana. El estudio de caso se impulsa por el tratamiento de aspectos específicos de un problema de investigación, dentro de la historia de la etnografía, esta necesidad se hace presente y significó una ruptura con los modelos tradicionales de investigación que tenían como fundamento los “macro relatos” a partir de paradigmas generales de investigación. Así, la escuela de Chicago es considerada como una “ruptura epistemológica” por incluir los resultados provenientes de investigaciones particulares para enfrentar a los problemas de los nuevos inter/sujetos/objetos urbanos estudiados. La forma de pensar de la antropología y en especial de la Escuela de Chicago, influyó de manera directa en el campo de las ciencias de la educación, trajo también como consecuencia de una nueva forma de comprensión del problema de educativo. 7 Una crítica que se hace a estos productos culturales es que si bien es cierto son un antecedente indiscutible -porque tiene una riqueza narrativa y proporcionan datos invaluables- éstos carecen del rigor metodológico: En 1800, en Francia, Itard describió un caso curioso: Daniel el niño salvaje de Aveyron. Un niño que al parecer fue abandonado y creció entre animales hasta los siete años en que fue encontrado. Se le llevó a la ciudad para que aprendiera a leer y escribir y todos los modales que la gente civilizada de la época realizaba. A pesar de los grandes esfuerzos de su tutor por instruirlo, él no pudo adquirir un lenguaje que le permitiera comunicarse, sólo entendía por señas; en lo social, solamente se mostraba afectivo con el ama de llaves; y en lo que se refiere al aprendizaje de hábitos propios de la sociedad moderna no sólo no pudo lograrlos, sino que la nostalgia por la vida en la libertad lo llevó a vivir pocos años”. (Carmona 04:41)
  13. 13. En sociología y, posteriormente, como parte de trabajos que emergieron en los años 1920 y 1930 especializados en sociología urbana y la investigación hacia el entorno urbano combinando la teoría y el estudio de campo etnográfico, aplicado ahora en muchas otras partes. El conflicto que originó con el resultado de sus investigaciones frente al pensamiento funcional en los Estados Unidos fue una de las causas que la innovación en materia de estudio de caso se viera reducida. Con los límites puestos a la escuela de Chicago y sus nuevas opciones metodológicas, se dio la pauta para reducir al estudio de caso como un modelo funcional y se redujo a la parte tecnológica/pragmática de la investigación en Estados Unidos que se oponían radicalmente a la Escuela de Chicago. (Azpurúa 2005). “En 1908, en la Harvard Bussiness Scholl, Edwin F Gay, introdujo la metodología del caso como método de enseñanza, donde (…) el fin (era) tener un recurso pedagógico para mejorar la calidad de la educación”. (Crespo 09:20) Esto significó que en la práctica educativa se aplicará la metodología del caso como medio de enseñanza, siendo ésta un recurso invaluable para las innovaciones didáctico- pedagógica, no obstante redujo su un ámbito un espacio productivo de conocimiento, se vio al estudio de caso como una tecnología directamente relacionada con la enseñanza, mientras que se perdió la esencia en términos de su objetivo para gestión del conocimiento científico. Reiteramos que no podemos dejar de reconocer que la metodología pedagógica (del caso), marcó un significativo avance para la práctica docente, pero sus aportes fueron muy escasos y limitados en términos de producción del conocimiento. El estudio de caso en la década de los años 80 y 90 tuvo un ”big-bag” que se mostró en las investigaciones encabezadas por Yin (1989, 1993,1994, 1998), junto con Eisenharrdt (1989, 1991) y que tiene continuidad en los trabajos de (Patton 1990), Stoeker (1991), Hamel (1992), Stake (1994), Maxwell (1996, 1998) y Fong (2002,2005). En este marco se destacan los aportes para la producción de conocimiento latinoamericano en Ruiz (1996), Sarabia (1999) Bonache (1999), Arias (2003) y Cepeda (2006). La investigación documental nos permite afirmar que Yin y Stake son considerados los grandes clásicos del estudio de caso, son ellos quienes han dado un aporte permanentemente referido en los índices bibliográficos sobre tema. Habría que sumar que son los autores que mayor descripción cuantitativa tienen en las referencias, sobre todo durante mediados y finales del siglo pasado. Este dato nos da como resultado la afirmación de son ellos los “grandes autores clásicos del estudio de caso”. Las contribuciones de estos dos investigadores es la más significativa en términos también cualitativos. “En el campo de la investigación educativa existen cada vez más trabajos que abordan su aplicación, por ejemplo La indagación del vitae (Simona
  14. 14. 1980 cit pos Stake, 1985). Una de las colecciones más útiles de estudio de casos es Case Studies in Teaching for Understanding (Stake, 1985), en donde los profesores diagnostican e intentan resolver problemas y aplicar experiencias para el desarrollo de técnicas de enseñanza” (Caramon 04: 42) Stake, nacido en los Estados Unidos en 1927, y como hemos venido refiriendo es el autor de mayor realce y su interés se centra en la vinculación entre el estudio de caso y su aplicación como metodología que tiene un ámbito de producción del conocimiento en el terreno de la educación. Su formación en materia educativa como especialista en evaluación, fueron los aspectos que dieron la pauta para considerarlo como un clásico de la Metodología del estudio de caso. Sus contribuciones están descritas en el conocido libro Investigación con estudio de casos, publicado en inglés en el año 1995 bajo el título The Art of Case Study Research, es una referencia en los estudios de doctorado de universidades de todo el mundo.8 Stake nos dice que el estudio de caso parte del supuesto de que es posible conocer un fenómeno partiendo de la explicación intensiva de la unidad de análisis, es en ella donde radica el potencial heurístico que tiene su lógica explicativa en la relación entre el problema de investigación y la unidad de análisis, lo que facilita la descripción, explicación y compresión del intersujeto/objeto de estudio es su análisis en tanto unidad. El investigador en el estudio de caso debe, en un inicio, debe reconocer la unidad/intersujeto/objeto de estudio, que de manera específica puede ser una persona, una organización, un programa de estudio, un acontecimiento particular o un documento. En síntesis Stake es considerado el “gran clásico” del estudio de caso por su contribución al tema y por ser el primero que propone la unidad de análisis como parte sustantiva del estudio de caso. Desde nuestra perspectiva Stake introduce pero no clarifica lo suficiente el tema de la unidad de análisis, y el aporte de nuestra investigación es precisar que es una unidad de análisis, este tema lo podremos encontrar en el capítulo cinco. La unidad de análisis en materia educativa puede ser: un alumno, un profesor, una clase, un programa de investigación, un modelo, el ejercicio de una práctica docente, una institución educativa, un material bibliográficos específico o un proceso de aprendizaje. “El estudio de caso busca la solución a la problemática presentada en la unidad de investigación que puede ser un solo individuo, una familia, un grupo escolar e incluso una institución” (Caramon 04: 40) 8 Robert E. Stake propone un modelo para la evaluación educativa que denomina 'evaluación comprensiva' (Responsive evaluation). En su libro Evaluación comprensiva y evaluación basada en estándares, publicado 2004 (Standards-Based and Responsive Evaluation) expone y desarrolla el modelo que, debe sostenerse tanto en estándares como en la evaluación comprensiva. La conjunción de visiones, que no son necesariamente complementarias, proporcionarían mayor sutileza y profundidad en el análisis de la evaluación de la calidad
  15. 15. “El estudio de caso como método examina y analiza profundamente la interacción de los factores que producen cambio o crecimiento” (Murueta 04:44) Si la unidad de análisis y su vinculación con el problema es el centro del estudio de caso, es muy difícil predecir cual será la tendencia dentro de las disciplinas. Como hipótesis de trabajo, consideramos que su desarrollo puede ser mayor en la interdisciplina y la transdisciplina ¿Qué significa esta afirmación? Es una invitación a considerar que el estudio de caso puede ser ese ámbito de producción de conocimiento que atraviesa los espació empíricos, normativos y valórico interpretativo. Lo visto hasta aquí nos conduce a concluir que el estudio de caso es un espacio que ha tenido un fuerte desarrollo en las ciencias sociales, a nivel de la producción del conocimiento científico en materia educativa su progreso toma mayor vigencia a finales del siglo pasado. También podemos concluir que preferentemente es en el terreno de la medicina y la psicología, donde se produjo su nacimiento pero fue en la ciencias sociales y en especial en la ciencia de la educación donde surgen lo “clásicos” como Stake, y Yin, los que han proporcionado otro avance significativo al establecer la unidad de análisis como indicador sustantivo de un estudio de caso. La virtud de estos autores es ser considerados como los “progenitores” del estudio de caso y gran parte los resultados obtenidos en sus investigaciones siguen vigentes. Hoy como lo hemos expuesto en esta apartado, el estudio de caso tiene una fuerte tendencia como una metodología innovadora y como veremos en el siguiente tema, está ligado con la epistemología que es el fundamento como ámbito del conocimiento. 9 9
  16. 16. 3. La epistemología del estudio de caso En este capítulo ponemos la atención en el estudio de caso desde sus principios epistemológicos. Existen diferentes criterios epistemológicos para entender al estudio de caso. Uno de éstos nos habla desde su función explicativa. Aunado a lo anterior, veremos como el avance de la epistemología en materia de la ciencia trasn-disciplinaria ubica al estudio de caso dentro de esta nueva forma de comprensión del conocimiento científico. El modelo de explicación de los tipos de metodologías tiene una clasificación tradicional que las divide en cuantitativas y cualitativas. En las primeras la explicación se apoya en el criterio de verdad a partir de la correspondencia de los “hechos” con el pensamiento y su lógica explicativa pone su acento en la relación causa-efecto, también usa el modelo de análisis matemático como código principal de expresión de los resultados. De manera distinta el modelo cualitativo, se funda en la comprensión como categoría de análisis y pone el énfasis en la modalidad interpretativa a partir de la explicación analógica de la “realidad”. Para motivos de este texto, podemos decir que el estudio de caso puede quedar inscrito dentro de estas dos formas epistemológicas de clasificar las metodologías de investigación. A saber, hay Estudios de Caso explicativos cuantitativos y otros en la modalidad comprensiva. (Stake 2007). Otra forma de clasificar a las metodologías es aquella que parte del par conceptual ciencias nomotéticas e ideográficas10, Weber, precisa en su obra Economía y Sociedad, que las ciencias puede ser clasificadas como “Ciencias Nomotéticas” (las de la Naturaleza, construidas con leyes de regularidad empírica) y las Ciencias Ideográficas (las Históricas y Culturales en las que el "caso único", -el acontecimiento-, prevalece sin leyes repetibles y constatables) a través de la construcción de tipologías ideales (los "tipos ideales") que sirvan para taxonomizar las regularidades de los procesos históricos. De manera específica las denominadas ciencias nomotéticas se definen como: “Aquellas disciplinas que intentan llegar a establecer leyes en el sentido, algunas veces de relaciones cuantitativas relativamente constantes y expresables en forma de funciones matemáticas, pero también en el sentido de hechos generales o de relaciones ordinales de análisis estructurales, etc., traduciéndose por medio del lenguaje ordinario o de un lenguaje más o menos formalizado” (Hughes 87: 27) 10
  17. 17. Mc Kernan dice al respecto: “El estudio de caso se ha convertido en una técnica de investigación (ideográfica) que es muy celebre en la investigación científica, como testifica su aumento en campos tan diversos como la antropología, la educación, el derecho, el trabajo social, la medicina, la psicología y la psiquiatría, por nombrar sólo unos pocos” “El estudio de caso es una recogida formal de datos presentada como una opinión interpretativa de un caso único, e incluye el análisis de los datos recogidos durante el trabajo de campo y redactados en la culminación de un ciclo de acción o la participación de la investigación”. (01: 201) Observemos sus características, de manera comparativa, en el siguiente cuadro: CIENCIAS: NOMOTÉTICAS IDEOGRÁFICAS Elaboración o búsqueda de leyes. Análisis particulares. Utilización de métodos, tanto Uso de unidades de de experimentación estricta análisis particulares. como en sentido amplio. Tendencia a dirigir las Constante mezcla de investigaciones sobre pocas métodos cuantitativos con variables a la vez. cualitativos (Cuadro 1) Se aprecia que el fundamento epistemológico del Estudio de Caso, tiene un principio que puede ser comprensivo-explicativo y está centrado en las ciencias de carácter ideográfico, ya que su intersujeto/objeto de estudio son los fenómenos en los que intervienen las personas actuando en grupos organizados como unidades que refleja los diferentes caminos para la obtención de los datos, aunado a lo anterior tiene gran relevancia la forma en como los datos se utilizan para investigar cuestiones de interés para el desarrollo a partir de situaciones particulares. 11 11 Algunos investigadores positivistas –ubicados más en las ciencias nomotéticas- lo refieren como un tipo de investigación que se sustenta en una metodología carente de objetividad, precisión y rigor, por su negativa a la generalización de sus conclusiones y su fundamento en la particularidad de la unidad de análisis.
  18. 18. Los criterios de clasificación vistos son los denominados tradicionales, luego entonces ¿Cuál es el nuevo fundamento epistemológico del estudio de caso? Sobre esta pregunta no existe una sola respuesta, más bien; habría que hablar de las tendencias epistemológicas que mayor realce pueden darle al estudio de caso. Entre éstas se localiza la denominada sociedad del conocimiento que si bien es cierto, ha tenido una adaptación desigual en las diferentes áreas concurriendo también como ‘sociedad de la información’ y ‘sociedad red’, representa una opción epistemológica para su evolución. ¿Porque la sociedad del conocimiento representa una opción epistemológica para el estudio de caso? La respuesta estaría en que pone su acento en que el conocimiento genere relaciones de interdependencia entre los modelos de producción científica, considerando sus niveles de especificidad. Sumado a lo anterior, es necesario el permanente diálogo con la tradición que los clásicos de la investigación ha propuesto para el desarrollo de metodologías de trabajo, Esto significa que el estudio de caso debe mantener a los participantes como sujetos del proceso de cambio en la medida en que no está sólo dentro del marco de una disciplina específica de un conocimiento también se produce conocimiento en la multidisciplina, pluridisciplina, Interdisciplina y trans-disciplina. El estudio de caso vinculado a la sociedad del conocimiento representa el interés por flexibilizar los diversos órdenes del conocimiento e incursionar en campos que anteriormente les eran extraños o estaban vedados por esquemas simplistas o dentro del reduccionismo monistas. Esto se debe a que los métodos y las técnicas de investigación se identificaban hasta mediados del siglo XX sólo con una disciplina marcando fronteras inexpugnables. Hoy es lícito pensar gracias a las investigaciones elaboradas en el marco de la sociedad del conocimiento, sobre la necesidad de “mantenerse en los límites” de las fronteras de la producción científica, para alcanzar un conocimiento más completo, efectivo y eficaz en la tarea específica emprendida por la ciencia. Si bien es cierto que la ciencia moderna del siglo XXI, se sustenta en la disciplina como fronteras que expresan la necesidad de reconocer los límites, su producción exponencial tuvo como efecto el aumento sustantivo de las áreas de especialización y la oposición a aceptar una visión distinta. “Con el correr del tiempo las facultades fueron especializándose cada vez mas. Surgieron así, y se multiplicaron las disciplinas y subdisciplinas. En un libro publicado en la Universidad de Illinois en 1950, ya se enumeraban 1,100 disciplinas, sin incluir las humanidades. (Max-Neef 2004:04)
  19. 19. Cabe destacar que la especialización de la ciencia marcó un gran avance de la ciencia y una nueva visión con relación a los antiguos sistemas enciclopédicos, resulta indudable considerar que las nuevas fronteras del conocimiento y las diferentes dimensiones disciplinaria emergidas de las ciencias disciplinarias establecieron un sentido de la realidad propicio al tipo de problemas que necesitaba la sociedad funcional que hasta la fecha se mantiene vigente. . El estudio de caso apoyado en el concepto de transdisciplina crea nuevas posibilidades para la producción del conocimiento. Si asumimos la frontera como una metáfora, tenemos que reconocer que en la medida en que avanza el proceso de desterritorialización en todos los órdenes, la inteligencia adquiere un sentido distinto, estimulada por ejercicios reflexivos que invitan a la de-construcción del límite. Cuando la disciplina se absolutizó en cierto sectores de la producción científica se hizo especialidad unívoca y representó campos de trabajo aislado y fragmentado con muy pocas opciones para hacer la crítica a la lealtad de este monismo. “En un editorial del año 2000 de la revista Nature Neurosciencie, se hace referencia al creciente problema que tiene los expertos y científicos para entenderse entre si. Se manifiesta que en tiempos de Darwin, era posible escribir un libro que fuera simultáneamente un informe científico y un “best seller” popular. Hoy en día sin embargo ese ideal parece remoto. No sólo es difícil comunicar ideas científicas al público en general, sino que los científicos tiene diferentes dificultades de comunicarse entre si. Incluso dentro de la biología, investigadores de distinto campo de especialización, frecuentemente no son capaces de entender los paper de otros. Estamos frente a lo que ha venido en llamarse un Big Bag disciplinario” (Max- Neef 2004: 05) Con el desarrollo de la epistemología en el siglo XXI, nace la multidisciplina; entendida ésta como la posibilidad que tiene una comunidad de conocimiento de atender a varias áreas del conocimiento, su desventaja radica en que no se producido muchas investigaciones en este terreno por ser un ámbito todavía para explorar. Sin embargo el estudio de caso puede ser fructífero si se aborda desde lo multidisciplinar, pluridisciplinar, interdisciplinar o transdisciplinaria. . Este es una opción de cambio en la concepción de la ciencia que mantiene el diálogo con afinidad disciplinar en áreas compatibles entre si y con problemas de investigación que sean correspondientes. En los nuevos campos arriba citados el sentido de la organización del conocimiento no es sólo horizontal sino también vertical. Los primeros espacios de conocimiento son los relativos al nivel empírico, el segundo está representado por lo pragmático y el tercer nivel
  20. 20. por lo ético/valórica. Así tenemos producción del conocimiento empírica que se relación con su ámbitos de aplicación y por último con su correspondencia ética/valórica. En el caso de un conocimiento de tipo empírico el estudio de caso centra su atención en el ¿qué? En tanto en nivel pragmático centra su atención el ¿cómo? Y por último en el nivel ético/valoral su interés está puesto en el ¿porqué y paraqué? El carácter de los tres niveles arriba descritos, es una nueva situación para producir conocimiento científico, no tiene como interés generar una situación de radical oposición con el sentido tradicional del concepto de disciplina, porque en la actualidad se están haciendo investigación en estas áreas mediante el estudio de caso. Todos estos espacios de trabajo son necesarios para el desarrollo de la ciencia, sin embargo si el interés responde a la innovación, el investigador puede trabajar con un estudio de caso de carácter transdisciplinario que se enfoca hacia la voluntad de diálogo y teniendo de manera explicita presente la intención de abrir el sentido de la frontera del conocimiento. Se trata de un recurso organizativo del saber que permite captar una lectura oblicua de la realidad y no solamente lineal. La transdisciplina trabajo es una situación problema que tiene que ser ubicada en el tres niveles y agregarle un sentido crítico al resultado obtenido, como lo veremos en el aparto relativo a la ética y su relación con el estudio de caso. Este último punto es el centro del diálogo con la comunidad del conocimiento que responde a un modelo de complejidad. No obstante resulta fácil constatar que en la actualidad el interés de conocimiento no está centrado en la aplicación del estudio de caso como forma de producción en la transdisciplina, una causa de esto es que ésta es una forma crítica que atraviesa la epistemología, el efecto es su “estatuto” como un espacio marginal de trabajo y así inaugura el siglo XXI. En la medida en que la ciencia sea inscrita en la producción “unilateral del conocimiento” responderá en la gran mayoría de sus temas a las necesidades del mercado y la pretensión de funcionalidad total. Esto significa la exclusión del estudio de caso u otras formas innovadoras de producción del conocimiento científico, sobre todo si se sustentan en nuevos enfoque epistemológicos. No obstante lo anterior, el creciente aumento de campos de investigación en todos los órdenes, implica el reconocimiento de nuevas concepciones para las fronteras del conocimiento. Esto significa el surgimiento de una nueva inteligencia que dé cuenta de la transdisciplina como una dimensión planetaria para el reconocimiento de los conflictos actuales, sobre todos de todos aquellos que ponen en riesgo la vida de humanidad y nos confrontan con la necesidad de hacer frente al desafío contemporáneo de la autodestrucción material y espiritual de nuestra especie.
  21. 21. El tema la condición entre lo multidisciplinar, pluridisciplinar y transdisciplina se debe mantener abierta y el estudio de caso puede contribuir fuertemente a esta situación, nuestra tesis es que para el fundamento epistemológico del estudio de Caso está mas tendiente hacia un conocimiento no disciplinario; La conclusión de este apartado refiere a la necesidad de reconocer al estudio de caso como parte de las ciencias ideográfica lo que significa su “ruptura epistemológica” con el tradicional debate entre lo cualitativo y cuantitativo. Por otra parte el estudio de caso debe mantener su carácter innovador y esto tendrá una tendencia mayor en la medida en que se mantenga el diálogo con los fundamentos epistemológicos trans-disciplinarios. En este sentido, el estudio de caso debe mantener abierta las condiciones de posibilidad para la generación de una ciencia transdisciplinaria para lograr nuevas formas de producción científica. A partir de este momento se puede comprender entonces la enorme importancia epistemológica, política y sociocultural que tiene el acto de aprender a manejar a profundidad el estudio de caso, ya que además de permitirnos científicamente el acceso al conocimiento; nos puede permitir el mejor ejercicio de un derecho básico en las sociedades “modernas” (esas sociedades ubicadas como de la información y el conocimiento): el del libre acceso a la información, el conocimiento, el saber y la cultura.
  22. 22. 4. Los tipos de estudio de caso En este capítulo explicaremos las diferentes formas que tiene el estudio de caso, cuando un investigador selecciona un problema de investigación, es necesario que también decida cual es el tipo de metodología pertinente para la solución del problema de investigación. El objetivo de este apartado es presentar una guía taxonómica sobre los diferentes tipos de estudios de caso, sus alcances y limitaciones. Aunado a lo anterior, el investigador tendrá un espacio para reflexionar sobre los diferentes modos de aplicar el estudio de caso. Para centrar el tema nos valemos del aporte de Hans Gundermman Kröll (2004), él nos dice que el estudio de caso se puede clasificar dependiendo si éste se usa como fin o como medio. Como fin tiene el propósito de “focalizar” de manera singular un inter/sujeto/objeto de estudio como un caso en función de la elección de la unidad de estudio, aquí lo importante es no perder el carácter unitario del caso por estudiar. Como medio, el estudio de Caso se comprende como un recurso secundario para el desarrollo posterior de otra metodología de investigación. Conforme lo vimos en este libro esta modalidad fue utilizada sobre todo en los orígenes del estudio de caso. Con la intención de vincular el estudio de caso con los modelos de trabajo utilizados (Ragin en GRUPO L.A.C.E HUM109 1999) indica que el estudio de caso es: 1. “Un caso puede ser encontrado o construido por el investigador como forma de organización que emerge de la investigación misma 2. Un caso puede se un objeto, definido por frontera prexistentes tales como una escuela, un programa o una aula. 3. Un caso puede ser derivado de los constructo teóricos, ideas y conceptos que emergen del estudio de instancias o acontecimientos similares 4. Un caso ser una convicción, predefinido por acuerdo sociales y consensos sociales que destacan su importancia”. (p 5) Por otra parte Caramon (2004), citando a autores como Best (1982), Mc Kernana (1999), Pardiñas (1980), afirman que el estudio de caso puede ser considerado bajo tres
  23. 23. perspectivas: como un método en el sentido de que estudia las interrelaciones y los cambios, una segunda posibilidad de entender los estudios de caso es como una técnica para entender o tomar decisiones con relación a un inter/sujeto/objeto de estudio y por último como instrumento de observación dentro de la investigación documental en tanto unidad específica. (Guba y Lincoln en Rodriguez 99:93), ejemplifican a través de un cuadro la consideración de los propósitos con que se realiza y los niveles del estudio de casos. Según el propósito que se persiga con la investigación (por ejemplo, hacer una crónica) así se desarrolla el estudio de caso (llevar a cabo registros) y se obtienen ciertos resultados (los registros o grabaciones). A un nivel interpretativo, el investigador, a partir del propósito elegido (en este ejemplo, hacer una crónica), realiza determinadas acciones (construir) de las que se desprenden ciertos resultados (historias). Finalmente a nivel evaluativo, las acciones del investigador (deliberar) se traducen en los productos correspondientes (evidencias). Factual Interpretativo Evaluativo Propósito del Acción Producto Acción Producto Acción Producto estudio de caso Hacer una crónica Registrar Registro Construir Historia Deliberar Evidencia Representar Construir Perfil Sintetizar Signifi- Represen- Retrato cados tación Enseñar Presentar Cogni- Clasificar Compren- Contraste Discrimi- Ciones siones naciones Comprobar Examinar Hechos Relatar Teoría Pesar Juicios (Cuadro 2)
  24. 24. En (Rodriguez 1999:94) su propuesta se describe en el siguiente cuadro: . Tipos Modalidades Descripción Histórico- Se ocupa de la evolución de una institución. organizativo Observacional Se apoya en la observación participante como principal técnica de recogida de datos. Biografía Buscan, a través de extensas entrevistas con una persona, una narración en primera persona. Estudio de Comunitario Se centran en el estudio de un barrio o caso único comunidad de vecinos. Situacional Estudian un acontecimiento desde la perspectiva de los que han participado en el mismo. Microetnografía Se ocupan de pequeñas unidades o actividades específicas dentro de una organización. Estudio de Inducción analítica Persigue el desarrollo y contrastación de casos modificada ciertas explicaciones en un marco múltiples representativo de un contexto más general. Comparación Pretenden generar teoría contrastando las constante hipótesis extraídas en un contexto dentro de contextos diversos. (Cuadro 3)
  25. 25. Yin, presenta una matriz donde consideraba cuatro tipos básicos de estudio de casos y que se puede ver en el siguiente cuadro (03:78) o Caso simple, diseño holístico: el estudio se desarrolla sobre un solo objeto, proceso o acontecimiento, realizados con una unidad de análisis. o Caso simple, diseño incrustado: el estudio se desarrolla sobre un solo objeto, proceso o acontecimiento, utilizando dos o más unidades o Múltiples casos, diseño holístico: se persigue la replicación lógica de los resultados repitiendo el mismo estudio sobre casos diferentes para obtener más pruebas y mejorar la validez externa de la investigación. Realizados con una unidad de análisis. o Múltiples casos, diseño incrustado: se persigue la replicación lógica de los resultados repitiendo el mismo estudio sobre casos diferentes para obtener más pruebas y mejorar la validez externa de la investigación. Realizados con dos o más unidades de análisis. Diseños de caso único Diseños de casos múltiples Global (unidad simple Tipo 1 Tipo 3 de análisis) Inclusivo (Unidades múltiples Tipo 2 Tipo 4 de análisis) (Cuadro 4)
  26. 26. Si seguimos el criterio de la función que tienen las diferentes formas de producción del conocimiento científico, existen tres categorías o tipos principales de estudios de caso –explicativos, descriptivos y de metodología combinada- . Aunque en la vida real a menudo se superponen estas categorías, uno de los siguientes enfoques será el predominante, según sea el problema que estamos investigando: I. Los explicativos. El propósito de los estudios de caso explicativos, tal como su nombre lo indica, es explicar las relaciones entre los componentes de un programa. 1.1. Implementación del Programa. Este estudio de caso investiga las operaciones, a menudo en varios terrenos, y con frecuencia, de manera normativa- 1.2. Efectos del Programa. Este estudio de caso examina la causalidad en términos de la lógica de causa-efecto. II. Los Descriptivos. Estos estudios son más focalizados que los casos explicativos, su propósito es dar cuenta de una situación problemática en términos de una lógica centrada en un análisis primario del sujeto/objeto de estudio. 2.1 Ilustrativo. Este tipo de estudio de caso es de carácter descriptivo y tiene el propósito de añadir realismo y ejemplos de fondo al resto de la información acerca de un programa, proyecto, o política. 2.2 Exploratorio. Este es también un estudio de caso descriptivo pero apunta, antes que a ilustrar, a generar hipótesis para investigaciones posteriores. 2.3 Situación Crítica. Examina una situación singular de interés único, o sirve como prueba crítica de una aseveración acerca de un programa, proyecto problema o estrategia de trabajo. Stake establece que los tipos de estudio de caso pueden ser: 1. Los que atienden aspectos intrínsecos y son aquellos en donde el caso viene dado por el objeto problemático o el espacio de problematización; por ejemplo, cuando un docente tiene el interés de estudia la reprobación constante de uno de sus alumnos en relación con resultado aprobatorios
  27. 27. del promedio del grupo. El interés se centra en su campo de trabajo, no obstante para no ser una caso de estudio el investigador tendrá que explicar porque el caso se comporta de manera “atípica” y se convierte en su unidad de análisis 2. Los instrumentales: son aquellos que se destacan porque el interés de conocimiento está centrado en comprender un problema de mayor amplitud y el estudio de caso sirve para introducir al problema de investigación, En este aspecto el caso es una vía de introducción para la compresión de un problema de investigación que aún está en un nivel exploratorio/descriptivo Un ejemplos sería el conocer la percepción que los jóvenes universitarios tiene frente a cambio de un nuevo plan de estudio que se va a implementar. Aquí es importante determinar que la selección del caso sólo determina la unidad de análisis en función de una aproximación al problema y no de una relación entre la tendencia general y el caso único 3. Los colectivos: son aquellos que pueden cumplir las condiciones anteriores pero su diferencia radica en comparar diferentes caso que dentro del contexto del problema que se está estudiando presentan condiciones similares De lo anterior se desprende que un estudio de caso es: 1. Una unidad diacrónica o sincrónica que establece sus condiciones a partir de su relación con la tendencia donde se localiza el caso 2. Un inter/objeto/sujeto de estudio que tiene que ser explicado desde su particularidad 3. Su particularidad depende de la integración de múltiples factores en un sistema Las clasificaciones anteriores, nos enfrentan a la pregunta que regularmente se hace un investigador: ¿cómo seleccionar un modelo de estudio de caso para atender mi problema de investigación? Evidentemente no existe una respuesta única para este tipo de problemática, no obstante es importante tomar en cuenta que el estudio de caso no es un función que responda a una tendencia genérica, por el contrario es una singularidad que depende fundamentalmente de una especificidad en el contexto de una tendencia de acción.
  28. 28. En este sentido un estudio de caso puede tener como unidad de análisis algo simple o complejo, todo depende la relación existente entre la singularidad y la tendencia dentro de la cual está inscrita. En cualquier criterio de selección del estudio de caso es necesario considerar que su nivel de está vinculado a la unidad de análisis que estamos problematizando y ésta a su vez responde siempre a la propia práctica de indagación. También es pertinente reiterar que toda la estructura del estudio de caso es dependiente del problema de investigación que será el medio por el cual se dictamine la unidad de análisis. Esto es significativamente relevante, sobre todo cuando se quiere conocer un conjunto de caso o sólo hemos seleccionado uno en particular. Reiteramos que el nivel de significación del caso estará determinado por la unidad de análisis y su problematización. Por último, es importante destacar que el investigador tiene que mantener un equilibrio entre la variedad y la singularidad como un opción de aprendizaje siempre presente en la calidad de trabajo y los resultados que espera obtener. Independientemente de los tipos de caso aquí mostrados, el investigador tendrá siempre como un recurso privilegiado el uso de sus creatividad y la posibilidad de ser un innovador en esta materia. En conclusión es pertinente destacar que un aspecto relevan del estudio de caso es tener presente si éste es un medio o un fin y si lo entendemos como un método, una técnica o como un instrumento de trabajo, también tomar en consideración si se refiere a un caso descriptivo, explicativo o mixto.
  29. 29. 5.La metodología del estudio de caso Uno de los aspectos más importante para la elaboración de un estudio de caso, se refiere a los procedimientos que se deben realizar para cumplir con los objetivos de un estudio de caso. El propósito de esta parte del libro es reflexionar sobre las condiciones de posibilidad para centrarnos en los pasos para el desarrollo de un estudio de Caso. Existen en el mercado muchos libros que explican diferentes criterios y principios generales para la aplicación de metodologías de trabajo que pueden ser usadas en el estudio de caso. La novedad en este texto es el énfasis en la unidad de análisis. Es pertinente indicar que todo estudio de caso implica una inmersión en un hábitat específico que tiene como condicionante para su realización la denominada unidad de análisis que es en esta modalidad lo que centra el trabajo de investigación como estudio de caso, por esta razón el investigador debe estar atento y no perder de vista sus límites y los criterios de “objetividad”. Recordemos que una de las tendencias que mayor difusión tienen en la actualidad, son las investigaciones que ponen el acento en la uniformidad como el único criterio de interpretación y que desde nuestra perspectiva no hacen la diferencia entre un caso de estudio y un estudio de caso por este motivo lo consideran con irrelevante para la investigación. Como principio que hemos venido considerando en este libro, es que no sólo debemos centrarnos en la uniformidad, sino que la especificidad de un estudio, ésta se da por su carácter heterogéneo. Un estudio de caso se encuentra siempre en la permanente dialéctica de particularidad y la generalidad de las acciones humanas. Su función es: • “Analizar un problema • Determinar un método de análisis • Adquirir agilidad en determinadas alternativas o cursos de acción • Tomar decisiones”. (Caramon. 04:44). La metodología del estudio de caso también la podemos entender como un modelo de gestión del conocimiento: “Un enfoque que ve cualquier unidad social como total. Casi siempre esta forma de proceder incluye el establecimiento de dicha unidad que puede ser
  30. 30. una persona una familia, un grupo social, un conjunto de relaciones o procesos –tales como la crisis familiares, ajuste a las enfermedades, formación de amistades, invasión étnica de un barrio- o también una cultura” Y agrega “…es una forma de organizar los datos sociales de modo que se conserve el carácter unitario del objeto social que se está estudiando” “El estudio de caso es el estudio de la particularidad y de la complejidad de un caso singular para llegar a comprender su actividad y circunstancias importantes. El estudio de caso observa de manera naturalista e interpreta las relaciones de orden superior dentro de los datos observados”. (Balcázar 2010:172) El estudio de caso está centrado en particularidades y singularidades que requieren ser delimitadas en el tiempo y el espacio del inter/sujeto/objeto de estudio. Estamos tratando con casos representativos, en cualquiera de sus modalidades el investigador está obligado a comprender el caso en su especificidad. Así entonces, éste se identifica en su diacronía por sus antecedentes y en su sincronía por los elementos que lo constituyen para saber sus relaciones. Haciendo un paréntesis, no podemos olvidar que el estudio de caso, como todas las formas de investigación, tienen que ser desarrolladas desde un modelo de gestión del conocimiento cuyo código tiene los siguientes elementos: Una planeación que comprende 1. Un tema 2. Un Objetivo (s) 3. Una justificación 4. Un problema 5. Una teoría 6. Una hipótesis (si es pertinente) 7. Un desarrollo metodológico 8. Un sistema de comunicación de resultados 9. Una bibliografía 10. Un cronograma 11. Un sistema de evaluación Al comenzar a elaborar una investigación es necesario tener en cuenta las siguientes preguntas genéricas: ¿Cómo se busca un tema de investigación? ¿Cuál es la información que se debe seleccionar? ¿Cómo organizar la información encontrada? En las investigaciones donde se aplica el estudio de caso, siempre es mejor tener un plan, aunque sea éste aproximado, antes de comenzar. También toda investigación, y el estudio de caso no es la excepción, se debe planificar en un documento donde se exprese la intención delibera de los productos por obtener. Un producto donde queden explícitas las finalidades y las estrategias para el logro de este fin.
  31. 31. La planeación no es un proceso lineal determinista por el contrario, ésta siempre produce incertidumbre porque es un trabajo difícil pero que el final nos da grandes satisfacciones. Sobre la planeación de una investigación existen una amplia bibliografía que el lector puedes consultar. Nuestro propósito es centrarnos en las diferencias que determina al estudio de caso y donde el investigador debe poner una mayor atención los procedimientos singulares de esta metodología. Para elaborar un estudio de caso, tenemos que tener muy presente: el problema y su contexto; la unidades de análisis que lo determinan, realizado este procedimiento podremos tener una mayor claridad sobre el tipo de estudio de caso que vamos a aplicar; la confiabilidad y validez de los datos que vamos a obtener. (Yin 1980) En este marco de ideas tenemos que considerar que: “Las conclusiones iniciales del estudio de caso culturales están limitadas al área y periodo estudiado –la tipología constructiva- puede permitir la trasferencia de tales conclusiones, después de una modificación adecuada, a otras áreas y períodos. Han de reunirse y acumularse diversos tipos de sujetos a tiempo y localización antes de intentar cualquier construcción definitiva de tipos no limitados en el tiempo y en el espacio. (Balcázar 2010:173) Las unidades de análisis pueden ser histórico-organizacionales (génesis y estructura institucional), etnográficos en pequeña escala (estudio de unidades mínimas de actividades organizacionales), comunitarios (estudio de unidades barriales, comunidad de vecinos, jóvenes, comerciantes), estudios biográficos (estudios en profundidad a partir de la narración-significado-resignificación), estudios observacionales (técnicas de observación participante) y situacional (sujetos individuales). Se tienen los elementos necesarios para establecer las ventajas de un estudio de caso: Primera, los estudios de caso se enfocan hacia un solo individuo que para motivos de esta investigación hemos denominado intersujeto/objeto (sea, por ejemplo, una persona o un distrito escolar), lo que permite un examen y escrutinio cercano y la recopilación de una gran cantidad de datos detallados. Es por estas razones que los estudios de caso siempre han sido populares como método para situaciones clínicas. Segunda, los estudios de caso fomentan el uso de varias técnicas o instrumentos distintos para obtener la información necesaria, las cuales van desde las observaciones personales hasta las entrevistas de otras personas que podrían conocer el objetivo del estudio de caso, los expedientes de escuelas o doctores relacionados con la salud y otras cuestiones. Tercera, sencillamente una manera de obtener una imagen más completa de lo que está ocurriendo que a través de un estudio de caso. Esto es exactamente lo que Freud
  32. 32. hizo en sus primeros trabajos. Ciertamente, él no podía haber usado un cuestionario para preguntar acerca de los sueños de sus pacientes, ni era concebible alcanzar su nivel de análisis utilizando otra cosa que no fuera un escrutinio intensivo de los detalles aparentemente más insignificantes de la forma como la mente funciona. Estos datos contribuyeron a su extraordinario conocimiento del funcionamiento de la mente humana y a la primera teoría aceptada de las etapas del desarrollo humano. Cuarta, si bien los estudios de casos no en todos sus ámbitos no tiene la necesidad de probar hipótesis, ya que solamente los que están bajo la lógica causa-efecto requieren de esta modalidad, si en sus tipos exploratorios, descriptivos o comprensivos, sugieren direcciones para estudios subsecuentes. • La historia de un sujeto/objeto de estudio es esencial para entender la unidad • Un sujeto/objeto de estudio implica interacción de múltiples influencias que son necesarias analizar Un aspecto central del estudio de caso que determina sus posibilidades y alcances es la “unidad de análisis o estudio” ¿Cómo determinar una unidad de estudio? Los intersujetos a diferencia de los fenómenos o las cosas no son iguales, sobre todo si consideramos su naturaleza y la tendencia que siguen, su tendencia nos da la pauta sobre l la traducción a la cantidad o cualidad de intersujeto/objeto de estudio. Esto significa se tiene que investigar que investigar la tendencia genérica y la diferencia en cualidades, medidas o formas y es en la diferencia, la heterogeneidad, la particularidad donde aparece la unidad de análisis. La unidad de análisis para el estudio de caso refiere a la particularidad frente a la continuidad. Esta particularidad no impide su vinculación dialéctica con la totalidad, es la particularidad del intersujeto/objeto lo que determina el criterio de selección de la unidad de análisis. Este criterio permite al investigador saber si está trabajando con un caso de estudio o un estudio de caso. El criterio del caso de estudio se da casi siempre por la “cercanía” que el investigador tiene con el intersujeto/objeto o por una decisión de carácter institucional cuando se trata de una política que obliga a trabajar con un caso ya predeterminado. Esto no significa que el “caso de estudio” no tenga validez, sólo quiere decir que el investigador al publicar los resultados debe indicar que su modalidad de trabajo fue un caso de estudio Abriendo un paréntesis es necesario decir que en el mundo de la vida cotidiana concebimos los fenómenos como esencialmente iguales y separados de la totalidad que les articula. Este modo de interpretar la realidad, cuando se radicaliza, constituye un obstáculo para una compresión adecuada de lo que significa un estudio de caso. Los estudios científicos en el terreno social y de las ciencias de la educación deben de mantener el sentido de la permanente dialéctica entre la homogeneidad y la heterogeneidad.
  33. 33. En el caso de estudio donde la selección del intersujeto/objeto de estudio es abierta a la particularidad que se sustenta en el “comportamiento” de la tendencia homogénea que un problema de investigación tiene y por este motivo podemos darle “objetividad” a su selección, a diferencia del caso de estudio que se selecciona, como lo hemos visto, por criterios que están determinados por las condiciones de producción del investigador aunado a sus intereses personales12. Reiteramos que esto no quiere decir que los casos de estudio tengan un menor nivel de producción de conocimiento para la comunidad y que sus resultados no tengan la confiabilidad y validez necesaria, lo que si queremos subrayar es que el investigador tiene que tener una conciencia clara sobre el tipo de metodología que está trabajando y no confundirlas. La selección de estudio de caso o caso de estudio siempre dependerá del tipo de problema y los objetivos aunado a la justificación para clarificar los intereses de la investigación. Nuestra capacidad para entender/situarnos/des-constructivamente frente a esta unidad heterogénea, determinará en la medida de lo posible, la selección adecuada de la unidad de análisis. Siendo consientes de las tendencias y de los puntos que conforman un ámbito con grados que se corresponde en modalidades, tomando en cuenta esto estamos en condiciones de posibilidad de problematizar y proponer una unidad de análisis. . Es muy común en nuestra práctica de vida pero en especial dentro de nuestro contexto educativo que la incapacidad para las “situaciones comprensiva”, nos trae como consecuencia que la particularidad se le califica como extraña, carente de valor o insignificante y por este motivo es excluida de nuestro mundo de la vida y de nuestras problemáticas de investigación. Un buen ejemplo de esta situación; se puede hacer manifiesta utilizando una metáfora como la que nos lo propone Edgar Allan Poe en el texto “La carta robada” de la colección perteneciente a las “Narraciones extraordinarias”: El inspector de policía es incapaz de localizar una carta que está “oculta”, debido al uso de un solo método y su actitud por generalizar los problemas, valiéndose de conceptos de exclusión” para todo tipo de racionalidad que se escapa a su uso generalizado en su método de trabajo lo vuelve “ciego” al problema de investigación. (Poe 1985) Dándole explicaciones genéricas a la heterogeneidad, limitamos nuestra capacidad para distinguir la particularidad, y esto significa para el desarrollo de nuestro estudio caso, un impedimento en la selección de la “unidad de estudio”. La pregunta por la identificación sobre la unidad de análisis es: ¿Qué tipo de desigualdad, distinción o diferencia podemos someter al principio de contradicción frente a la homogeneidad? Esta es la pregunta básica por la unidad de análisis y también la que nos permite hacer la selección del caso de estudio. 12
  34. 34. El tema de las singularidades como hemos venido describiendo es considerado por todos los campos de conocimientos. Forma parte esencial en el estudio de caso para la selección de la “unidad de análisis” y es un criterio epistemológico sustantivo para la orientación hacia la distinción/diferencia/particularidad y posteriormente su relación dialéctica con la totalidad. Lo anterior le da mayor significado a la definición que los clásicos y en el estado del conocimiento otorgan al estudio de caso: Dicho en palabras de Yin: “Es una pregunta o cuestionamiento que investiga un fenómeno en un contexto, especificando sus fronteras…” (2003: 21) Recapitulando: si bien es cierto el estudio de caso tiene que ser ubicado dentro de un marco contextual, determinado por el “espacio y el tiempo” como principios metodológicos, también es necesario establecer su particularidad. No siempre las fronteras entre lo general del intersujeto/objeto y su particularidad están lo suficientemente claras, esta será la tarea del investigador para fijar su unidad de análisis. Indiscutiblemente que en este momento se puede generar una dificultad que produce las siguientes desventajas: 1. Normalmente se confunde el estudio de caso con el caso de estudio 2. La fronteras entre lo general, lo particular, lo homogéneo, lo heterogéneo, la totalidad y la distinción no están lo suficientemente claras 3. Exigen el uso de múltiples fuentes de investigación 4. Requiere de uso permanente de las metodologías de carácter crítico En conclusión, el estudio de caso es una nueva forma de investigación que necesita de un “rigor metodológico” proporcionado por sus unidades de análisis que le dan un sentido de “objetividad” y le aportan originalidad.
  35. 35. 6. La Confiabilidad y validez en los estudios de caso Una vez que se ha determinado la selección de la “unidad de análisis”, para el rigor de la investigación, es pertinente considerar la confiabilidad y validez de los resultados que estamos produciendo. Este es el tema que a continuación presentamos. El estudio de caso, está muy lejos de ser solamente una versión superficial de la investigación y por motivo es necesario tanto incluirle el análisis de los criterios de validez y confiabilidad. Las concepciones de validez y confiabilidad en las ciencias sociales y en particular en la investigación educativa han sufrido muchas reformulación y también han sido objeto de diferencias sobre los resultados de sus productos. La confiabilidad y validez ha sido un tema permanente en la ciencia y especial en el rubro de lo social. Su gran progreso se da en el área de investigación experimental, encontramos numerosas técnicas para deliberar cuantitativamente si un instrumento mide lo que pretende medir; es decir, responder al cuestionamiento sobre el grado de representación en términos de su coherencia con la realidad que estamos investigando. Debido a su relación con las ciencias de la naturaleza los modelos cuantitativos nos han aportado un mayor número de resultados en este terreno. En los estudios de caso, donde la unidad de análisis, representa la heterogeneidad que carece de estabilidad y estandarización la confiabilidad y validez se tiene que tematizar de otra manera. Esto porque el significado de una realidad plural, multívoca y equívoca, siempre será el centro de la unidad de análisis y no responde en su totalidad a los modelo de confiabilidad y validez cualitativos. “siempre es posible narrar los mismos eventos en formas radicalmente diferentes, dependiendo de los valores e intereses del narrador. (Riessman 1993:64) Es necesario aclarar que tanto la confiabilidad como la validez son condiciones necesarias pero nunca suficientes para la realización de un estudio de caso. Tampoco podemos olvidar que los procedimientos de confiabilidad y validez están subordinados al problema de investigación y a la unidad de análisis. En este sentido la confiabilidad y validez, deben suscribirse al rigor metodológico que comprende:
  36. 36. 1. Persuasión: Ésta dice referencia al uso de una teoría y su interpretación comprensiva, apoyada en diferentes fuentes que se utilizarán para su construcción 2. Correspondencia: Significa la capacidad del investigador de compartir los materiales con la comunidad del conocimiento que incluye a los propios actores de la investigación 3. Coherencia: Es el procedimiento de presentación del reporte que debe quedar en acorde con la evidencias cualitativas y cuantitativas 4. Uso pragmático: Representa la valoración de los resultados por parte de la comunidad del conocimiento. 5. Análisis negativo de los casos. Remite a la inclusión de un espacio de diálogo donde se muestre las posibles objeciones a la metodología o los resultados. 6. Documentación precisa. Significa que los documentos deberán estar debidamente validados en sus datos, mediante los criterios de investigación documental . Si en el estudio de caso la diferencia significativa para la selección de la unidad de análisis radica en la pregunta por las condiciones que generan la particularidad de un sujeto/objeto frente a una tendencia de homogeneidad, los criterios de confiabilidad y validez los desarrollaremos subordinados a este ambiente. Padgett señala: “En las investigaciones… el elemento clave es la confiabilidad (trusthworhiness). Un estudio confiable es aquel realizado justa y éticamente y cuyos resultados representan, lo mas cercano posible, las experiencias de los contestantes. La confiabilidad (thurstworthiness) no es un asunto de fe ciega, debe ser conquistado por una rigurosidad académica” (1998: 92). Lo anterior no quiere que decir no exista un reconocimiento por los modelos que nos dan en la versión “positiva” de la metodología de estudio de caso13, ésta se refiere a la capacidad que deberá tener un estudio de caso para obtener los mismos resultados si éste es legitimado por una comunidad del conocimiento y puede repetirse en tiempos y espacios diferentes (Gundermann 2004). 13
  37. 37. Es necesario abrir un diálogo permanente con el criterio de confiabilidad relacionado con la precisión, estabilidad, capacidad de predicción y consistencia de los resultados obtenidos. No lo podemos excluir y se trata de determinar los acuerdos y desacuerdos con la comunidad del conocimiento (como dialogantes críticos) para tener una mayor calidad en los instrumentos utilizados, la metodología y los resultados. El estudio de caso es confiable, si queremos aplicarle un criterio positivo, en la medida en podemos repetirlo siguiendo y determinando las diferencias respectivas. “…de tal modo que quien examine el caso pueda reproducir condiciones lo mas ajustada posible a las del estudio inicial. Para ello, se recomienda el uso de protocolos de investigación (que integran la definición de instrumentos por aplicar y procedimientos por seguir según un programa detallado, así como el registro del proceso), y una base de datos del estudio de caso (separada de los resultados vertidos a un informe, artículo o libro), para fines de comparabilidad” (Gunderman 04:264) Por otra parte la validez, en su versión positiva, cuando nos referimos a la capacidad que tiene el investigado de representar o construir la “realidad” de forma que ésta pueda tener una aproximación lo más cercana posible. La validez de los estudio de caso puede ser atendida por su carácter interno y externo en su versión representativa de la ciencia positiva. La primera consiste en confrontar la información obtenida al interior del caso, ya sea por las unidades categoriales o por los sujetos individuales con propósito de obtener fuentes múltiples de evidencia14. En el segundo ámbito, se trata de la transferibilidad; es decir la capacidad que pudiera tener un estudio de caso de ser confrontado en sus resultados con otros similares. Para apoyar la validez interna y externa también se requiere que los instrumentos y las metodologías de investigación sean evaluados y avalados por un agente externos a la investigación y que éstos agentes que tenga experiencia en estudios similares. A continuación presentamos un catalogo de diferentes posibilidades de la versión positiva: Yin refiere que la validez interna está relacionada específicamente con el establecimiento o búsqueda de una relación causal o explicativa; es decir, si el evento x lleva al evento y; excluyendo la posibilidad de que sea causado por el evento z. Esta lógica no es aplicable, por ejemplo, a un estudio descriptivo o exploratorio. (2008) 14
  38. 38. La validez externa trata de verificar si los resultados de un determinado estudio son generalizables más allá de los linderos del mismo. Esto requiere que se dé una homología o, al menos, una analogía entre la unidad de análisis y el universo al cual se quiere aplicar. Algunos autores se refieren a este tipo de validez con el nombre de validez de contenido, pues la definen como la representatividad o adecuación muestral del contenido que se mide con el contenido del universo del cual es extraída Si bien es cierto que los problemas planteados por la confiabilidad y validez de los estudios de caso emergen y tiene mayor desarrollo dentro de una tradición positivista de las ciencias sociales; es necesario objetar que parte de su avance y su contribución a las ciencias sociales, no bastas con su avances y también depende en gran medida de establecer los puentes de diálogo con otro concepciones epistemológicas y que dentro del estudio de caso aun hay muchas cosa nuevas por decir. “Quizá entonces será posible reafirmar los tipos construidos de esa manera condicional e investigar después hasta que punto otros caso suministran comprobación de la validez de las predicciones mantenidas. Sólo así tendremos un método comparativo genuino y en estricto sentido- Y sólo se consiga una comprobación de semejante especie pragmática podrá comenzarse a hablar de generalizaciones de gran alcance. Pero aun entonces es improbable que esas generalizaciones sean válidas para todos los demás tipos” (Selttiz 1980:273). Para un mejor logro de la confiablidad y validez en los estudios de casos desde un referente complejo, proponemos un proceso de triangulación, se trata de centraremos en un tema de gran trascendencia en relación con la “objetividad” de los resultados obtenidos cuando utilizamos un estudio de caso. Como en muchas de la situación expuestas en este libro la definición de triangulación no es un asunto sencillo. En principio porque este tema está sujetado a los fundamentos epistemológicos “desde donde” el investigador está desarrollando su campo problemático y el tipo de estudio que tiene en mente para su trabajo. Denizin en 1978 aborda el problema desde la metodología y cita que la triangulación es una comparación entre diferentes metodologías que abordan un mismo fenómeno. En Stake (2007) la triangulación es un proceso donde múltiples perspectiva se clarifican a partir de los significados y se verifica en la repetividad de una observación y una interpretación. Como vemos también en este tema la versión positiva genera aportes significativos pero no suficientes
  39. 39. Es necesario tomar en cuenta que ninguna interpretación, siguiendo el criterio hermenéutico, es totalmente igual a otra o puede ser repetida en función de su reproducción como series cronológicas. Tomando en cuenta esta situación que “pone en suspensión” cualquier significado de triangulación y su uso en el estudio de caso, tenemos que decir que nunca podrá ser totalmente positiva o equivalente, para el estudio de caso centrado en un intersujeto/objeto, siempre es pertinente un criterio que permite perfeccionar los procesos y resultados para clarificar el significado y las diferentes maneras en que puede ser percibido un fenómeno que es heterogéneo y particular. Son múltiples las implicaciones que resultan del uso de la triangulación en el estudio de caso sobre todo si nos centramos no solamente en su proceso y no solamente en los resultados obtenidos. Es pertinente subrayar que el uso de la triangulación no es una simple operación mecánica, más bien es dependiente del problema de investigación que se haya seleccionado y como consecuencia de lo anterior del tipo de unidad de análisis con la cual se esté trabajando. Así entonces el método de la triangulación15 sirve también de manera operativa para complementar la confiabilidad y valides de los datos y puede ser un medio eficaz para integrar la calidad de la información y los resultados obtenidos. Rodríguez (1999) considera que existen tres modelos de triangulación que pueden ser utilizados y que presentamos en el siguiente cuadro y que nos pueden servir para desarrollar una triangulación compleja: INFORMANTES TRIANGULACIÓN METODOLÓGICA TEMPORAL simultaneo y SUJETO Combinar datos de Uso combinatorio Dos niveles: carácter de métodos a. De informantes: Se cuantitativos con longitudinales y confronta la opinión de los cualitativos. trasversales. diferentes sujetos Datos confrontados integrados a grupos de por los momentos informantes (información Proceso básico: diacrónicos del por profesores, alumnos y estudio. administradores sobre una categoría de análisis). b. Sujetos: Triangulación por sujetos particulares no perteneciendo necesariamente a una 15
  40. 40. categoría de análisis (contrastar opinión de un tutor con la de un profesor). Estudios mixtos Obtener datos de “…se conjugan en una que dan una casos similares en misma circunstancia (los perspectiva un momento puntos de vista) para Se obtiene: innovadora. simultáneo del aproximarse a un proceso de entendimiento profundo de investigación. la realidad” (Rodriguez 99:341) (Cuadro 6) Para Izcara (2009) la triangulación puede utilizar seis modelos básicos 1. La triangulación teórica: que consiste en la utilización de diferentes teorías y perspectiva para interpretar los datos 2. La triangulación metodológica: Implica el uso de metodologías mixtas de trabajo para establecer una mayor cercanía con el sujeto/objeto de la investigación16 3. Triangulación de datos: Se refiere al uso de diferentes fuentes para interpretar los datos 4. Triangulación interdisciplinar: Ésta se refiere a la posibilidad de integrar a diferentes investigadores provenientes de otros campos del conocimiento. 5. Triangulación de investigadores. Se refiere a la selección de un modelo previo de la valoración de la investigación, diseñado por “pares” y su posterior aplicación para conocer y dictaminar la coherencia, pertinencia y correspondencia de los resultados. 6. Triangulación de técnicas. Es el procedimiento que implica el uso de diferentes procedimientos de obtención de resultados. 7. Triangulación de métodos. Si el estudio de caso está fundamentado en un paradigma metodológico de manera explicita, éste se puede confrontar con otros paradigmas. 16
  41. 41. Hasta aquí hemos visto que el estudio de caso puede tener como unidad una situación compleja, en tanto un inter/sujeto/objeto y que de manera particular puede sr una institución, como en el colectivo: educativo, social, laboral y empresarial. Sus resultados y evaluación no puede realizarse en forma completa si éstos no son sometidos a criterios de confiabilidad, validez, mediante procedimientos de triangulación, no sólo los relacionados con los instrumentos usados en una medición o en la precisión de una réplica, como son la validez y la confiabilidad en el marco de un sentido positivo de la investigación, sino que, dada la intrincada trama de aspectos que conforman la vida se vuelve absolutamente indispensable una examen crítico a lo largo todo el proceso para la obtención de resultados. El problema de la validez y la confiabilidad del estudio de caso, como lo hemos expuesto ha sido enfrentado desde sus diferentes ángulos, y si bien es cierto no existe un acuerdo genérico, en su conjunto, la pretensión de este tema es darle una solución eminentemente rigurosa, sistemática y crítica, a los criterios exigidos por una auténtica cientificidad. Aunque no es lo ideal establecer un único modo de llevar a cabo este proceso, si es necesario que cuando el investigador decida utilizar el Estudio de Caso, deberá considerar: A. Someterse a un protocolo de investigación como condición necesaria pero no suficiente B. Contextualizar el problema y describir claramente la Unidad de Análisis (diacronía).17 C. Determinar el método de análisis (validar las técnicas e instrumentos que se van a utilizar y el desarrollo metodológico, tanto cuantitativo como cualitativo. D. Organizar los datos obtenidos y presentarlos de manera que se observen claramente los elementos y relaciones entre ellos (conjuntando lo cuantitativo con lo cualitativo) y la unidad de análisis (sincronía). E. Establecer alternativas o cursos de acción, de acuerdo a lo encontrado. 17 Es necesario enfatizar la importancia de precisar la unidad de análisis en el estudio de caso y los criterios con que se van a interpretar los hallazgos de la investigación. La unidad de análisis no se debe de pensar única y exclusivamente como un ente numérico. También se puede pensar en la unidad de análisis como un grupo de relaciones, o como la interacción entre un grupo de variables o entre actores. En cuanto a los criterios de interpretación de los hallazgos en gran medida definidos por el propio investigador se centran en como fortalecer un estudio de caso en gran medida definidos por el propio investigador se centran en como fortalecer un estudio de caso investigativo en base a cuatro pruebas o test
  42. 42. Es considerando este aspecto donde nuestra investigación tendrá una mejor aproximación a la realidad compleja que se está problematizando.
  43. 43. 7.La estructura argumentativa del estudio de caso No existe un solo modelo de exposición de los resultados y procedimiento en el campo de la ciencia. En cuando a la presentación del estudio de caso, requerimos de una estructura argumentativa que es el tema de este capítulo. El objetivo es proponer una forma argumentativa que sirva al investigador para estructurar el contenido del estudio de caso. Se trata de un modelo pensando desde una racionalidad comunicativa que tiene como meta a una comunidad del conocimiento. Casi la gran mayoría de las investigaciones sobre el estudio de caso, centran su atención en los aspectos metodológicos, nuestro texto amplía los motivos de la reflexión y ahora centra su atención hacia la estructura argumentativa del trabajo, teniendo como fundamento el diálogo, asunto que regularmente no se aborda en los textos tradicionales sobre el tema y por este motivo el libro adquiere un carácter innovador. El argumento está relacionado con el estilo y éste es un espacio muy subjetivo que depende de las condiciones propias de cada investigador, su contexto de producción, intereses los dilemas ético que esté trabajando y el estado de su biografía personal; por lo tanto, hay que tener en cuenta que la estructura argumentativa son un conjunto de reglas generales de exposición que tiene como principio de acción un sentido compresivo. El estilo es una condición subjetiva y la estructura argumentativa son las reglas que se traducen en códigos que dan fundamento. Esto quiere decir que la aplicación de la reglas no significa mas que una condición necesaria para tener un estilo personal que siempre mantenga la creatividad y asuma el estilo como propio,18 Si el estudio de caso siempre es una posibilidad abierta a la novedad, entonces el estilo personal tiene que estar también abierto a nuevas formas de presentación. En específico a la hora de argumentar, tenemos que mostrar lo aprendido en función del nivel de profundidad al cual hemos llegado. Así hay que responder al problema pero pensando en la publicación de los resultados, por lo que es pertinente tener claro un sistema argumentativo que muestre al lector los procesos y los resultados. Por lo tanto, hay que pensar en un enfoque dirigido a la racionalidad comunicativa que tenga como propósito no sólo dar cuenta de un problema de investigación y una metodología, también en un lector que tendrá que ser guiado en su proceso de comprensión, que exige considerarlo “ya siempre” como un sujeto de la interpretación, y 18

×