AUTOESTIMA
personal y emocional
25/02/14

1.º de la ESO

M. R. Monter Ardanuy
¿Qué es autoestima?
¿Quererme?
¿Querer?
¿Que me quieran?
¿Dominar a todos ?
25/02/14

M. R. Monter Ardanuy
EJEMPLO
• DIAMANTES EN BRUTO • DIAMANTES PULIDOS

25/02/14

M. R. Monter Ardanuy
AUTOESTIMA POSITIVA
• NO ES COMPETITIVA
NI COMPARATIVA
• CONFIANZA,
RESPETO Y APRECIO
DE SÍ MISMA
25/02/14

M. R. Monter A...
AUTOESTIMA RELATIVA
• SENTIRSE APTO O NO
• VALIOSO O NO
• ACERTADO O NO

25/02/14

M. R. Monter Ardanuy
CREENCIAS DE UNA BAJA
AUTOESTIMA
• ¿Me quieren?
• ¿Me consideran?
• ¿Me aceptan?
25/02/14

M. R. Monter Ardanuy
AUTOESTIMA BAJA
• INFERIORIDAD
E INCAPACIDAD
PERSONAL
• INSEGURIDAD
EN UNO MISMO
• MIEDO A VIVIR
CON PLENITUD
25/02/14

M....
Qué puedo hacer para una buena
autoestima
o Saber afrontar la realidad
o Aceptarme como soy
o Asumir mis defectos y virtud...
¿QUIÉN SOY?

25/02/14

M. R. Monter Ardanuy
¿Cómo me ven?

25/02/14

M. R. Monter Ardanuy
¿CÓMO QUERRÍA SER?

25/02/14

M. R. Monter Ardanuy
Todos Tenemos
cualidades

Todos somos
imporTanTes
25/02/14

M. R. Monter Ardanuy
¿Valgo por mí mismo/misma?
• Cada uno tiene sus
propias cualidades que
le hacen único y le
diferencian de los demás
• Ésta...
A dolescencia

25/02/14

M. R. Monter Ardanuy
CAMBIOS
• ABANDONO DE
JUEGOS

• CAMBIOS FÍSICOS
25/02/14

M. R. Monter Ardanuy
CAMBIOS FÍSICOS

25/02/14

M. R. Monter Ardanuy
Evolución Física

25/02/14

M. R. Monter Ardanuy
Todo lo que nos rodea influye
en nuestra personalidad

25/02/14

M. R. Monter Ardanuy
PERSONALIDAD
• Es lo que caracteriza a las personas

25/02/14

M. R. Monter Ardanuy
Autonomía
• Capacidad de tomar decisiones
• Responsabilidad hacia los demás
• Ser autocríticos

25/02/14

M. R. Monter Ard...
¿P
ensam igual?
os
• A las personas nos gustan cosas
diferentes, siempre podemos
encontrar a quien querer y
personas que n...
¿Somos todos iguales?

EN LA VARIEDAD ESTÁ EL GUSTO
25/02/14

M. R. Monter Ardanuy
La diferencia hace que disfrutemos
de lo que cada uno quiere

25/02/14

M. R. Monter Ardanuy
25/02/14

M. R. Monter Ardanuy
LA PIEDRA
• El distraído, tropezó con ella
El violento, la utilizó como proyectil
El emprendedor, construyó con ella
El ca...
…. y recuerda
Siempre hay alguien a tu lado

25/02/14

M. R. Monter Ardanuy
Próxima SlideShare
Cargando en…5
×

Autoestima i 2014

1.350 visualizaciones

Publicado el

Rosario Monter Ardanuy
charomonter@gmail.com
Enfermera, Servicio de Atención Continuada, Centro de Salud de Soto del Real, Madrid.

Publicado en: Salud y medicina
0 comentarios
0 recomendaciones
Estadísticas
Notas
  • Sé el primero en comentar

  • Sé el primero en recomendar esto

Sin descargas
Visualizaciones
Visualizaciones totales
1.350
En SlideShare
0
De insertados
0
Número de insertados
4
Acciones
Compartido
0
Descargas
6
Comentarios
0
Recomendaciones
0
Insertados 0
No insertados

No hay notas en la diapositiva.
  • La autoestima es un conjunto de percepciones, pensamientos, evaluaciones, sentimientos y tendencias de comportamiento dirigidas hacia nosotros mismos, hacia nuestra manera de ser y de comportarnos, y hacia los rasgos de nuestro cuerpo y nuestro carácter. En resumen, es la percepción evaluativa de sí mismo.
    Todo ser humano, sin excepción, por el mero hecho de serlo, es digno del respeto incondicional de los demás y de sí mismo; merece estimarse a sí mismo y que se le estime.
    Es la valoración que hacemos de nuestras capacidades y logros.
    Nos indica en qué medida el individuo se cree capaz, importante, digno y con éxito. Supone:
      Sentirse a gusto consigo mismo.
      Sentirse importante.
      Ser diferente.
      Estar feliz por las cosas adecuadas que se hacen.
      Aceptar las dificultades e intentar solucionarlas.
      No desanimarse cuando las cosa no van bien.
    Podría definirse como “la manera en la que nos valoramos a nosotros mismos”. La verdadera autoestima nace al vernos y aceptarnos tal como somos.
    La autoestima la podríamos definir como la valoración que hacemos sobre la valía que tenemos y que está basada en todos los pensamientos, sentimientos, sensaciones y experiencias que sobre nosotros mismos hemos ido recogiendo durante nuestra vida.
    Desde un punto de vista emocional, todo lo que una persona no se da a sí misma lo busca en su relación con los demás: afecto, confianza, reconocimiento… La independencia pasa por aprender a autoabastecerse.
    Clemes (1994), refiriéndose a la autoestima como parte efectiva del autoconcepto, opina que es el punto de partida para el desarrollo positivo de las relaciones humanas, del aprendizaje, de la creatividad y de la responsabilidad personal.
    Mientras la autoestima es el sentimiento general de cuan valioso es uno como un todo y se refiere a la apreciación del ser, la auto eficacia se centra en la creencia de tener la capacidades y habilidad de triunfar.
    La autoestima marca todas las manifestaciones de la personalidad, como el control emocional, la creatividad, las relaciones personales, etc.
  • Ejemplo: En esta etapa sois como diamantes en bruto y poco a poco tenéis que ir puliéndoos hasta convertiros en un diamante brillante, no hay dos iguales por eso cada uno seréis únicos.
    Lo importante es brillar por uno mismo.
  • Autoestima positiva: No es competitiva ni comparativa. Esta constituida por dos importantes sentimientos: la capacidad (de qué se es capaz) y el valor (de qué se tiene cualidades). Esta actitud deriva en la confianza, el respeto y el aprecio que una persona pueda tener de sí misma.
    La verdadera autoestima es sinónimo de humildad y libertad. Es el colchón emocional sobre el que construimos nuestro bienestar interno.
    Desde un punto de vista emocional, todo lo que una persona no se da a sí misma lo busca en su relación con los demás: afecto, confianza, reconocimiento…
    Como mantener tu autoestima alta:Recuerda tus pequeños éxitos.Identifica tus puntos fuertes y valóralos.Reconoce tus propias etiquetas negativas y busca una afirmación más compasiva.Piensa que tú no eres el responsable de que los demás sean felices. Si se enfadan o se sienten mal, no es tu culpa.No aceptes por las buenas las opiniones de los demás sobre ti. Reflexiona y piensa si están basadas en hechos racionales.Acepta tus debilidades y errores como comportamientos. Los comportamientos son cosas que se pueden modificar. Los errores no afectan a tu valor personal.
    Tú eres tú y tus errores son acciones que tú puedes corregir y aprender de ellos.No te compares con los demás. Tú no eres ni inferior ni superior. Tú eres tú mismo y sigue por tu propio carril.No digas sí a todas las cosas que te pidan para que no se enfaden. Intenta comprometerte sólo con las cosas que quieras hacer.Haz lo que tú quieras hacer y no lo que los demás creen que tú debes hacer.
  • Autoestima relativa: oscila entre sentirse apto o no, valioso o no, que acertó o no como persona. Tales incoherencias se pueden encontrar en personas que a veces se sobrevaloran, revelando una autoestima confusa.
    La autoestima media puede ser la más común. Siempre tenemos que tener en cuenta que la vida nos va a conducir a retos y muchas dificultades. En un determinado momento podemos aumentar de forma natural nuestro nivel de autoestima. No sólo la autoestima alta es la fuente de satisfacción o superación personal, con la autoestima media también se puede llegar a lograr.
    Este tipo de personas tienen una buena confianza en sí mismas, pero en ocasiones ésta puede llegar a ceder. Son personas que intentan mantenerse fuertes con respecto a los demás aunque en su interior están sufriendo. Aquellos que posean esta forma de ser viven de una forma relativamente dependientes de los demás, es decir, si ven que el resto les apoyan en alguna acción su autoestima crecerá pero, por el contrario, cualquier error que alguien le eche en cara servirá para que su confianza caiga un poco. Estos vaivenes no muy acusados en los que se ven este tipo de personas pueden controlarse con un poco de racionalidad a la hora de enfrentarse a los retos, sobretodo a los retos profesionales. En cuanto al amor, lo mejor es no exagerar los fracasos y acordarse y disfrutar de los éxitos.
  • Una autoestima baja nos hace sufrir e impide lograr muchas de nuestras metas o deseos. Sólo reconociendo nuestro nivel de autoestima, podemos elevarla y mejorar nuestra vida.
    La persona con autoestima deficiente suele manifestar algunos de los siguientes síntomas:
    Autocrítica rigorista, tendente a crear un estado habitual de insatisfacción consigo misma.
    Hipersensibilidad a la crítica, que la hace sentirse fácilmente atacada y a experimentar resentimientos pertinaces contra sus críticos.
    Indecisión crónica, no tanto por falta de información, sino por miedo exagerado a equivocarse.
    Deseo excesivo de complacer: no se atreve a decir «no», por temor a desagradar y perder la benevolencia del peticionario.
    Perfeccionismo, o autoexigencia de hacer «perfectamente», sin un solo fallo, casi todo cuanto intenta; lo cual puede llevarla a sentirse muy mal cuando las cosas no salen con la perfección exigida.
    Culpabilidad neurótica: se condena por conductas que no siempre son objetivamente malas, exagera la magnitud de sus errores y delitos y/o los lamenta indefinidamente, sin llegar a perdonarse por completo.
    Hostilidad flotante, irritabilidad a flor de piel, siempre a punto de estallar aun por cosas de poca importancia; propia del supercrítico a quien todo le sienta mal, todo le disgusta, todo le decepciona, nada le satisface.
    Tendencias defensivas, un negativo generalizado (todo lo ve negro: su vida, su futuro y, sobre todo, su sí mismo) y una inapetencia generalizada del gozo de vivir y de la vida misma.
  • Autoestima baja: es un sentimiento de inferioridad y de incapacidad personal, de inseguridad, de dudas con respecto a uno mismo, también de culpa por miedo a vivir con plenitud. Existe la sensación que todo no se alcance, y es muy común que haya poco aprovechamiento de los estudios o del trabajo. Puede ir acompañado de inmadurez afectiva.
  • Saber que uno es una persona de valor. La intensidad de desarrollar una confianza y un respeto saludables por uno mismo es propia de la naturaleza de los seres humanos, ya que el sólo hecho de poder pensar constituye la base de su suficiencia, y el único hecho de estar vivos es la base de su derecho a esforzarse por conseguir felicidad. Así pues, el estado natural del ser humano debería corresponder a una autoestima alta. Sin embargo, la realidad es que existen muchas personas que, lo reconozcan o no, lo admitan o no, tienen un nivel de autoestima inferior al teóricamente natural.
  • ¿Quién SOY YO? Nos encontramos con varias auto descripciones referidas a las afiliaciones grupales tanto explÍcita como implícitamente a través de las referencias de los roles sociales.
    “Sólo si me siento valioso por ser como soy puedo aceptarme, puedo ser auténtico” (Jorge Bucay).
    La importancia de la autoestima estriba en que concierne a nuestra manera de ser y al sentido de nuestra valía personal. Por lo tanto, puede afectar a nuestra manera de estar y actuar en el mundo y de relacionarnos con los demás. Nada en nuestra manera de pensar, de sentir, de decidir y de actuar escapa a la influencia de la autoestima.
    Los hombres somos genéticamente iguales en un 99,9%. Sólo un 0,1% nos hace distintos. ¿Es ese tanto por ciento tan pequeño nuestra identidad? Hay casos en los que el impacto de la genética sobre nuestro yo es demoledor. Por culpa de los genes es posible nacer hombre y parecer mujer. O nacer sin huellas dactilares. O sufrir una enfermedad mental.
    Pero las formas en que se construye nuestra identidad son complejas y no sólo son genéticas. Factores como nuestra edad, sexo, apariencia, lenguaje, clase, etnia, fe e incluso nuestro trabajo también condicionan nuestra forma de ser. La ciencia siempre ha sentido fascinación por la identidad. El “Pienso, luego existo” del filósofo francés René Descartes ha dejado de ser un debate metafísico.
  • Abraham Maslow, en su jerarquía de las necesidades humanas, describe la necesidad de aprecio, que se divide en dos aspectos, el aprecio que se tiene uno mismo (amor propio, confianza, pericia, suficiencia, etc.), y el respeto y estimación que se reciben de otras personas (reconocimiento, aceptación, etc.). La expresión de aprecio más sana según Maslow es la que se manifiesta «en el respeto que le merecemos a otros, más que el renombre, la celebridad y la adulación».
    Priorizamos el “cómo nos ven” al “cómo nos sentimos”. Y no sólo eso, este condicionamiento también nos mueve a utilizar mucho de lo que decimos y hacemos para que los demás nos conozcan, nos comprendan, nos acepten y nos quieran. Así es como esperamos recuperar nuestra estabilidad emocional.Pero la realidad demuestra que siguiendo esta estrategia no solemos conseguirla y, que en el empeño, terminamos por olvidarnos de nosotros mismos. Por eso sufrimos. Al ir por la vida rotos por dentro, nos volvemos más vulnerables frente a nuestras circunstancias y mucho más influenciables por nuestro entorno familiar, social y profesional. Lo que piensen los demás empieza a ser más importante que lo que pensamos nosotros mismos
    Al seguir desnudos por dentro, poco a poco nos vestimos con las creencias y los valores de la mayoría, y empezamos a pensar y a actuar según las reglas, normas y convenciones que nos han sido impuestas. A través de este “pensamiento único” es como se consolida el statu quo establecido por el sistema.
    “Uno es lo que ama, no lo que le aman” (Charlie Kaufman, escritor).Y actúa como un escudo protector que nos permite preservar nuestra paz y nuestro equilibrio independientemente de cuáles sean nuestras circunstancias. Los filósofos contemporáneos lo llaman “conseguir el éxito más allá del éxito”. Dicen que cuando una persona es verdaderamente feliz, no desea nada. Tan sólo sirve, escucha, ofrece y ama.
  • Carl Rogers, máximo exponente de la psicología humanista, expuso que la raíz de los problemas de muchas personas es que se desprecian y se consideran seres sin valor e indignos de ser amados; de ahí la importancia que le concedía a la aceptación incondicional del cliente. En efecto, el concepto de autoestima se aborda desde entonces en la escuela humanista como un derecho inalienable de toda persona, sintetizado en el siguiente “axioma”:
    ¿Has probado preguntarle a un niño qué le gustaría ser de mayor? Pues, por lo menos en España, según un estudio realizado por la empresa Adecco, y publicado por la agencia Europa Press, el 21% de los niños quieren ser futbolistas cuando sean mayores, profesión favorita seguida por la de policía, piloto de Fórmula 1 y bombero, mientras que las profesiones que más triunfan entre las niñas son la de profesora, con un 24%, la de veterinaria (15%) y la de médico (8%).
    Jordan hace mención implícita a su "Visión personal", y habrás comprobado en lo que dice que precisamente esa Visión fue el origen de su continua motivación y autoestima. El desarrollo de una visión personal es un paso decisivo para tu desarrollo y crecimiento personal. Sin una visión de a dónde quieres ir, qué quieres hacer, etc., no podrás tener la adecuada motivación para poder crecer y desarrollarte como persona. Es como si te subieras a esos coches de feria cuyo objeto es chocar con otros coches, da igual el rumbo, da igual el lugar, el color, etc., sin otro plan ni objetivo.
    Ahora que tienes la lista de deseos, te toca escribir cuál es tu visión. Para ello coge las listas de hasta los cinco próximos años. Redacta tu visión como si escribieras tu declaración de principios, titúlala "Mi Visión Personal - Mi estilo de Vida". Para que te sea más fácil la redacción intenta responderte a preguntas del estilo de:
    ¿Cómo me gustaría verme dentro de cinco años?
    ¿Dónde viviré dentro de cinco años y cómo será mi casa?
    ¿Dónde desearía encontrarme dentro de cinco años?
    ¿Dónde trabajaré y en qué tipo de actividad?
    ¿Cómo será un día en mi vida?
    ¿Qué habilidades tendré?
    ¿En qué emplearé mi tiempo libre?
    ¿A dónde viajaré y cómo serán mis vacaciones?
    ¿Quiénes serán mis amigos más cercanos?
  • Todos somos únicos, todos somos importantes y todos somos seres irrepetibles, por eso, es primordial el respeto y la aceptación por la diversidad de tu entorno escolar: diversidad ideológica, física, de religión, de gustos, entre otros.
    Las cualidades son las características que distinguen y definen a las personas, los seres vivos en general y las cosas. El término proviene del latín qualĭtas y permite hacer referencia a la manera de ser de alguien o algo.
    Una cualidad puede ser una característica natural e innata o algo adquirido con el paso del tiempo.
    Todos tenemos cualidades únicas y todos disfrutamos de más autoconfianza cuando podemos poner en funcionamiento esas cualidades.
    La gente tiene más éxito y más autoconfianza cuando se enfoca en sus cualidades en vez de hundirse en sus debilidades. Estoy seguro de que sabes por experiencia que invertir energía en una actividad que se te da bien es mucho más divertido que hacerlo en una de las odiosas cosas que se te dan mal. ¿Cuáles son las actividades que más odias realizar? ¿Y qué cosas te motivan más?.
    Nadie puede ser bueno en todo. Y la gente con autoconfianza sabe que necesita valorar y apreciar sus cualidades, en vez de martirizarse por sus debilidades.
  • Un mismo hombre no puede estar bien cualificado para todo; cado uno tiene su propia “habilidad especial” (Eurípides, dramaturgo griego).
    La adolescencia es la etapa en la que el autoconcepto se perfila y define de modo tal, que logras identificarte como ser singular, diferente de los demás; igualmente importante y valioso. Es además el momento de la búsqueda de identidad, tu autoconcepto será la clave para tu sana integración con el mundo que te rodea.
  • La pubertad es el período de las grandes transformaciones físicas, sexuales y psicológicas. Puede comenzar a los 10 años y terminar a los 17. La pubertad se sitúa, para la mayoría de los muchachos y muchachas, entre los 12 y 15 años. A partir de ese momento, están preparados fisiológicamente para la reproducción.
    No hay que olvidar que al estar completamente sometidos a la influencia de las hormonas que funcionan a toda velocidad, el comportamiento de los chicos y chicas es de los más extraño y variado.
  • La mayoría de los expertos creen que la idea de que los adolescentes son regidos por las "hormonas descontroladas" es una exageración. No obstante, ésta es una edad llena de cambios rápidos en su estado emocional, el mal genio y una gran necesidad por la privacidad, así como la tendencia a ser temperamentales.
    La pubertad no es un acto aislado, sino una serie de cambios que abarcan casi todo el organismo. El resultado final de todos estos cambios es la capacidad de reproducción.
    Los cambios físicos que se presentan en la adolescencia tienen efectos importantes sobre la identidad del individuo.
    Los cambios biológicos y orgánicos durante la adolescencia marcan de modo casi definitivo el dimorfismo sexual. Estos cambios dependen en gran medida del tipo constitucional, factores genéticos y otros más circunstanciales como la nutrición o la presencia o no de determinados desbalances hormonales que no necesariamente tienen que ser patológicos. En ocasiones los adolescentes se preguntan el por qué de la diferencia en el desarrollo y la aparición de los caracteres sexuales entre unos y otros, y la respuesta puede encontrarse en cualquiera de los elementos señalados anteriormente. No obstante hay características que deben aparecer en una edad determinada, independientemente de las variables, por lo que se recomienda que ante cualquier inquietud se consulten a los especialistas en la temática.
    Las emociones del adolescente a veces parecen exageradas. Sus acciones son inconsistentes. Es normal que los adolescentes cambien repentinamente de estado emocional, entre la felicidad y la tristeza, entre sentirse inteligentes o estúpidos. De hecho, algunas expertos consideran que la adolescencia es como una segunda niñez temprana. Como explica Carol Bleifield, una consejera escolar de nivel secundario en Wisconsin, “De momento quieren que se les trate y se les cuide como a un niño pequeño, pero cinco minutos más tarde quieren que los adultos se alejen de ellos, diciendo:-”Déjame hacerlo sólo.” Puede ser beneficioso si usted les ayuda a comprender que están atravesando una etapa con muchos y grandes cambios.
  • Cambios físicos:
    Durante los años de primaria, las niñas son tan grandes o hasta más grandes que los niños de su grupo. Entre los 11 y los 14 años, en promedio las niñas son más altas que los niños de su edad. La diferencia en el tamaño puede darle a las niñas ventaja en las actividades físicas, aunque algunas pueden presentar algún conflicto y como resultado, menospreciar sus capacidades físicas. Sin embargo, la diferencia en el ritmo de crecimiento es más pronunciada al principio de la pubertad.
    Generalmente, las niñas comienzan la pubertad dos años antes que los niños y alcanzan su estatura máxima a los 16 años, la mayoría de los niños siguen creciendo hasta los 18 años. Para una joven normal la adolescencia comienza con el desarrollo de los senos entre los 10 y 11 años y dura aproximadamente tres años. En tanto que ésta es la edad promedio, el rango de edad en que se presenta es de 9 a 16 años. El 80% de las niñas tienen su primera menstruación entre los 11 y medio y los 14 años y medio años. Para el joven normal su desarrollo comienza entre los 11 y 12 años. En general, los muchachos son más variables que las muchachas en lo que se refiere al momento en que se presentan estos cambios físicos de la adolescencia. El tiempo que se necesita para que se presenten todos los cambios de la pubertad varía más en los hombres y el rango de las diferencias en la estatura y el peso al final de la pubertad, es mayor para los hombres que para las mujeres.
    Los cambios físicos que se presentan en la adolescencia tienen efectos importantes sobre la identidad del individuo.
  • La forma en la que percibimos el transcurso del tiempo los seres humanos hace que no nos percatemos de que la naturaleza siempre está variando. Cada organismo dispone de sus propios ritmos de variaciones; un chopo, por ejemplo, tarda meses en volver a echar sus hojas; una bacteria, en cambio, se reproduce cada veinte minutos.
    Nada en la naturaleza es exactamente igual que minutos antes o después, incluidos nosotros (mide tu temperatura a lo largo del día, por ejemplo). Sin embargo, cada ser vivo parece siempre igual, aunque sólo sea aproximadamente.
    El desarrollo o crecimiento físico es regulado desde el interior del organismo y se presenta de manera ordenada y sujeto a normas dentro de amplias variaciones de las condiciones del medio ambiente.
    Imagen del libro: Es perfectamente normal: Cambio de Cuerpos, Crecer, Sexo y Salud Sexual por Robie H. Harris , Michael Emberley
  • Cecilio del Peso García. LA SOCIEDAD, MOLDEADORA DE MENTES - 2007
    "La sociedad que nos rodea y en la que nos desarrollamos influye incesantemente en nuestra manera de pensar, sentir y comportarnos."
    Aunque a veces pensamos (e incluso llegamos a afirmar con rotundidad) que somos absolutamente libres para elegir nuestro camino en la vida, nuestra forma de pensar o con quién nos uniremos afectivamente, la realidad nos evidencia cada día que vivimos totalmente condicionados desde nuestro nacimiento.
    Más adelante, convertidos ya en jóvenes, pensamos que decidimos por nosotros mismos, sin percatarnos de que la lógica que utilizamos al procesar los datos del entorno no es nuestra, sino la del grupo al que pertenecemos, lógica que nosotros hemos ido interiorizando paulatina e inconscientemente a lo largo del aprendizaje social y que es diferente a la de los otros grupos sociales.
    Ya de adultos, como individuos sociales que somos, estamos interaccionando continuamente con otras personas y otros grupos. La mayoría de nuestras características, incluyendo nuestra personalidad, son de un modo u otro por influencia de los individuos que constituyen con nosotros nuestra sociedad, y en mayor medida, por la de aquellos grupos con los que tenemos un alto grado de implicación personal, cuales son los casos de la familia, los amigos o los compañeros de trabajo.
    "Es evidente que los grupos están dotados de capacidad para influir en el comportamiento de los miembros componentes, ya que los grupos son el marco de referencia de los individuos."
  • La personalidad es un constructo psicológico, con el que nos referimos a un conjunto dinámico de características de una persona. Pero nunca al conjunto de características físicas o genéticas que determinan a un individuo, es su organización interior la que nos hace actuar de manera diferente ante una o varias circunstancias.
    La personalidad ha sido representada a veces con el símbolo de una máscara.
    La personalidad es un conjunto de características que tiene una persona o alguna manera de comportarse de ese individuo.
    La personalidad no es mas que el patrón de pensamientos, sentimientos y conducta que presenta una persona y que persiste a lo largo de toda su vida, a través de diferentes situaciones.
  • Es la capacidad de tomar decisiones sin intervención ajena.
    Conservar la identidad siendo conscientes de que siempre está en constante cambio y construcción, y por lo tanto, siempre estamos conectados, deshaciendo vínculos, creando nuevos; nunca totalmente independientes, siempre como una parte de algo.
    La autonomía es un concepto de la filosofía y la psicología evolutiva que expresa la capacidad para darse normas a uno mismo sin influencia de presiones externas o internas.
    La autonomía encarna el problema de cómo se comporta el hombre ante sí mismo y la sociedad.
  • La personalidad no es mas que el patrón de pensamientos, sentimientos y conducta que presenta una persona y que persiste a lo largo de toda su vida, a través de diferentes situaciones.
    El concepto de identidad se refiere a aquéllo con lo que uno se identifica, lo que cree o quiere que le defina, subjetivamente. Puede referirse a lo que caracteriza al sujeto para los demás, o a aquéllo con lo que se identifica. La crisis de identidad, por ejemplo, se produce cuando una persona se siente desubicada, confundida, al perder lo que le daba un sentido de identidad, de pertenencia.
    Muchos filósofos de diferentes tendencias han definido la individualidad como algo ubicado en lo material, en lo externo, mientras consideran la personalidad lo verdaderamente ligado a la inteligencia y la libertad humana. De ese modo, entenderíamos la individualidad como algo no solo subjetivo, sino superficial, destinado a impresionar a la “tribu”; y la personalidad como algo diferenciador pero que integra las características de cada individuo al bien común y a la colectividad.
    El individualismo es considerado el afán por diferenciarse, incluso entre la sociedad en la que nos queremos sentir integrados o en la que queremos destacar, lo que crea esa común desazón, esa insatisfacción que nos lleva a cometer banalidades como pretender destacar por el atuendo, el grupo social, el lujo en la vivienda o el vehículo que conducimos, etc. El individuo percibe únicamente, de una manera primaria, su necesidad de destacar para proyectarse y sentirse realizado en su fama entre los demás.
  • Todos somos diferentes, cada uno elegiría una mascota distinta.
  • Identidad o individualismo
    En cambio, la identidad es lo que nos da un papel de utilidad, de rol asumido, entre nuestros semejantes. Está formada por todo lo aprendido y por la manera personal de desempeñarlo y que nos permite destacar en algún o varios ámbitos Y no destacar por superioridad o inferioridad comparativa con los demás, sino por cualidades o aptitudes que, poseyéndolas, se pueden y deben desarrollar para satisfacción personal y beneficio de la sociedad. No es mejor ni peor identidad la de quien construye, crea arte o dirige un grupo, que la de quien es útil ayudando a otros a crear o construir.
    El concepto de personalidad influiría en dar una identidad propia, única, con rasgos únicos pero integrantes en una sociedad. Conseguir una personalidad equilibrada con la identidad, haría al sujeto sentirse a gusto consigo mismo y con su rol social. Mientras que el individualismo sería, en relación a la personalidad, la identidad basada en el egocentrismo, el excentricismo, la exclusividad, la singularidad por méritos adquiridos, por posesiones externas. Por lo tanto, el individualismo sería desequilibrante, subjetivo, supeditado a los logros o a las peculiaridades que se pueden exhibir.
    Imagen del libro: Es perfectamente normal: Cambio de Cuerpos, Crecer, Sexo y Salud Sexual por Robie H. Harris , Michael Emberley
  • Posiblemente, la lección más importante de nuestras vidas, ser uno mismo. ... Esto quiere decir, cómo te ves a ti mismo. ... Si te importa, es el factor para que tu seguridad y confianza en cuanto a las opiniones ajenas te digan.
    Aprenderás que el tiempo no es algo que puedes volver hacia atrás, por lo tanto debes cultivar tu propio jardín y decorar tu alma, en vez de esperar que alguien te traiga flores. Entonces y sólo entonces sabrás realmente lo que eres capaz de soportar, que eres fuerte y que podrás ir mucho más lejos de lo que pensabas cuando creías que no se podía más.
  • Carlos Drummond de Andrade y la fábula de la piedra.
    La Piedad del Vaticano o Pietà es un grupo escultórico en mármol realizado por Miguel Ángel entre 1498 y 1499.
  • Autoestima i 2014

    1. 1. AUTOESTIMA personal y emocional 25/02/14 1.º de la ESO M. R. Monter Ardanuy
    2. 2. ¿Qué es autoestima? ¿Quererme? ¿Querer? ¿Que me quieran? ¿Dominar a todos ? 25/02/14 M. R. Monter Ardanuy
    3. 3. EJEMPLO • DIAMANTES EN BRUTO • DIAMANTES PULIDOS 25/02/14 M. R. Monter Ardanuy
    4. 4. AUTOESTIMA POSITIVA • NO ES COMPETITIVA NI COMPARATIVA • CONFIANZA, RESPETO Y APRECIO DE SÍ MISMA 25/02/14 M. R. Monter Ardanuy
    5. 5. AUTOESTIMA RELATIVA • SENTIRSE APTO O NO • VALIOSO O NO • ACERTADO O NO 25/02/14 M. R. Monter Ardanuy
    6. 6. CREENCIAS DE UNA BAJA AUTOESTIMA • ¿Me quieren? • ¿Me consideran? • ¿Me aceptan? 25/02/14 M. R. Monter Ardanuy
    7. 7. AUTOESTIMA BAJA • INFERIORIDAD E INCAPACIDAD PERSONAL • INSEGURIDAD EN UNO MISMO • MIEDO A VIVIR CON PLENITUD 25/02/14 M. R. Monter Ardanuy
    8. 8. Qué puedo hacer para una buena autoestima o Saber afrontar la realidad o Aceptarme como soy o Asumir mis defectos y virtudes 25/02/14 M. R. Monter Ardanuy
    9. 9. ¿QUIÉN SOY? 25/02/14 M. R. Monter Ardanuy
    10. 10. ¿Cómo me ven? 25/02/14 M. R. Monter Ardanuy
    11. 11. ¿CÓMO QUERRÍA SER? 25/02/14 M. R. Monter Ardanuy
    12. 12. Todos Tenemos cualidades Todos somos imporTanTes 25/02/14 M. R. Monter Ardanuy
    13. 13. ¿Valgo por mí mismo/misma? • Cada uno tiene sus propias cualidades que le hacen único y le diferencian de los demás • Éstas no suelen coincidir con lo que nos trasmite la publicidad 25/02/14 M. R. Monter Ardanuy
    14. 14. A dolescencia 25/02/14 M. R. Monter Ardanuy
    15. 15. CAMBIOS • ABANDONO DE JUEGOS • CAMBIOS FÍSICOS 25/02/14 M. R. Monter Ardanuy
    16. 16. CAMBIOS FÍSICOS 25/02/14 M. R. Monter Ardanuy
    17. 17. Evolución Física 25/02/14 M. R. Monter Ardanuy
    18. 18. Todo lo que nos rodea influye en nuestra personalidad 25/02/14 M. R. Monter Ardanuy
    19. 19. PERSONALIDAD • Es lo que caracteriza a las personas 25/02/14 M. R. Monter Ardanuy
    20. 20. Autonomía • Capacidad de tomar decisiones • Responsabilidad hacia los demás • Ser autocríticos 25/02/14 M. R. Monter Ardanuy
    21. 21. ¿P ensam igual? os • A las personas nos gustan cosas diferentes, siempre podemos encontrar a quien querer y personas que nos quieran. 25/02/14 M. R. Monter Ardanuy
    22. 22. ¿Somos todos iguales? EN LA VARIEDAD ESTÁ EL GUSTO 25/02/14 M. R. Monter Ardanuy
    23. 23. La diferencia hace que disfrutemos de lo que cada uno quiere 25/02/14 M. R. Monter Ardanuy
    24. 24. 25/02/14 M. R. Monter Ardanuy
    25. 25. LA PIEDRA • El distraído, tropezó con ella El violento, la utilizó como proyectil El emprendedor, construyó con ella El campesino, cansado, la utilizó de asiento Para los niños, fue un juguete Drummond la poetizó David, mató a Goliat Y Michelangelo, le sacó la más bella escultura • En todos estos casos, la diferencia no estuvo en la piedra sino en el hombre !!! 25/02/14 M. R. Monter Ardanuy
    26. 26. …. y recuerda Siempre hay alguien a tu lado 25/02/14 M. R. Monter Ardanuy

    ×