Mi primera diaspos

510 visualizaciones

Publicado el

Publicado en: Educación, Viajes
0 comentarios
0 recomendaciones
Estadísticas
Notas
  • Sé el primero en comentar

  • Sé el primero en recomendar esto

Sin descargas
Visualizaciones
Visualizaciones totales
510
En SlideShare
0
De insertados
0
Número de insertados
2
Acciones
Compartido
0
Descargas
9
Comentarios
0
Recomendaciones
0
Insertados 0
No insertados

No hay notas en la diapositiva.

Mi primera diaspos

  1. 1. EL AMOR<br />
  2. 2. INTRODUCCION<br />
  3. 3.
  4. 4. QUE VIVA EL AMOR<br />
  5. 5. EL AMOR TAMBIEN ES SUFRIDO<br />El amor es sufrido, es benigno; el amor no tiene envidia, el amor no es jactancioso, no se envanece; 13:5 no hace nada indebido, no busca lo suyo, no se irrita, no guarda rencor;  13:6 no se goza de la injusticia, mas se goza de la verdad.  13:7 Todo lo sufre, todo lo cree, todo lo espera, todo lo soporta. <br />
  6. 6.
  7. 7. ALGUNAS VECES PUEDE LLEVAR A LA MURTE.<br />
  8. 8.
  9. 9.
  10. 10. EL AMOR<br />El amor no se puede definir porque es LA DIVINA MADRE  DEL MUNDO; es ESO QUE ADVIENE A NOSOTROS cuando realmente estamos enamorados. El amor se siente en lo hondo del corazón; es una vivencia deliciosa, es un fuego que consume, es vino divino, delirio del que lo bebe. <br />
  11. 11. Amar, cuan bello es Amar. Sólo las GRANDES ALMAS pueden y saben Amar. El amor es ternura infinita... el amor es la vida que palpita en cada átomo como palpita en cada sol. <br />
  12. 12.
  13. 13.
  14. 14.
  15. 15. RECOMANDACION<br />No tenemos un concepto claro de lo que es el amor. Nos dejamos llevar por los mitos idealistas y románticos y pensamos que el amor debe ser un “placer retenido en el tiempo”. Amar es más que sentir, con el afecto no basta, se necesita pensar el amor, reubicarlo, racionalizarlo, sin que pierda esa pizca de locura simpática. Y digo simpática, no maníaca. Cuando se trata de Eros, amamos con apego, con la incapacidad de renunciar cuando debemos hacerlo. Sufrimos cuando estamos bien, por si se acaba, o si estamos mal, por si no se acaba. Elegimos mal la pareja porque solo la elegimos con el corazón y no con el pensamiento.<br />

×