Amistades improbables

235 visualizaciones

Publicado el

0 comentarios
1 recomendación
Estadísticas
Notas
  • Sé el primero en comentar

Sin descargas
Visualizaciones
Visualizaciones totales
235
En SlideShare
0
De insertados
0
Número de insertados
2
Acciones
Compartido
0
Descargas
4
Comentarios
0
Recomendaciones
1
Insertados 0
No insertados

No hay notas en la diapositiva.

Amistades improbables

  1. 1. En el templo Budista Wat Pha Luang en Tailandia,los tigres huérfanos son recogidos y cuidados por los monjes.
  2. 2. Y los comedores de hombres se transforman engrandes gatos, ávidos de caricias y cariño. Mimados tanto por los monjes…
  3. 3. … como por los innumerables turistas que sepresentan para evolucionar entre los felinos en libertad.
  4. 4. Magnífico, ¿no?
  5. 5. Kevin Richardson, el amigo de los felinos…
  6. 6. Y de los animales salvajes…
  7. 7. Sus fotos han dado la vuelta alrededor del mundo…
  8. 8. Bello, ¿no?
  9. 9. Pero lo improbable también puede acontecer con los protagonistas menos pensados…
  10. 10. ¡Un leopardo y un ratón!
  11. 11. Perros encadenados en el Gran Norte,que fácilmente hubieran podido servir de comida…
  12. 12. … pero que se transformaron en compañeros de juego.
  13. 13. Un bebé hipopótamo que sobrevivió a untsunami en Kenia y que, solo en el mundo, se aferraría a una tortuga de 100 años a quien escogerá como madre sustituta…
  14. 14. ¡Ambos se volvieron inseparables!
  15. 15. Esta mamá tigresa que perdió a sus crías, volcará su afecto en estos curritos. …
  16. 16. ¿Increíble, no?
  17. 17. Este joven, en el Canadá, criará un oso grizzli.
  18. 18. Quien crecerá un poquito…
  19. 19. ¿La moraleja?Si hemos de encontrar una moraleja en estas imágenes…
  20. 20. … es que cada ser viviente precisa de amor.Que el calor humano, nada tiene de humano…El amor es universal y necesariopara que todos podamos existir.
  21. 21. De la misma manera que nos esindispensable el oxígeno, tenemos necesidad de calor y ternura…Aquél que vive sin ello, sólo tiene la ilusión de estar vivo…
  22. 22. Entonces, ¡amen!

×