Cuento de Navidad  Por Jaime González (www.alkalengua.blogspot.com)
Ayer tuve un sueño extraño de veras. <ul><li>Ayer s oñé que regresaba a Galerías Preciados. Las calles estaban decoradas c...
<ul><li>Allí, sentados, estaban esperándome los tres sabios. Con gestos de sus manos enguantadas me invitaban a acercarme ...
<ul><li>El primero me recordaba a Mortadelo disfrazado de Rey Mago: </li></ul><ul><li>-  ¡Hola, chaval! </li></ul>
<ul><li>El segundo era clavadito al maestro Yoda: </li></ul><ul><li>- ¿Bueno este año sido has? </li></ul>
<ul><li>Por fin, al tercero me costó más identificarlo, pues una gruesa capa de maquillaje negro embadurnaba unos rasgos q...
<ul><li>Me senté tímidamente sobre las piernas de Baltasar y le dije:  </li></ul><ul><li>Majestad; cada año llevo peor el ...
<ul><li>Las comidas familiares cada vez me sientan peor: los langostinos, las grasas polisaturadas y los alcoholes ya no s...
<ul><li>El consumo desaforado tampoco me satisface, sino que me angustia, y ya no me apetece escribiros pidiendo ningún re...
<ul><li>Guardaron silencio los magos, como el Ebro a su paso por Zaragoza.  </li></ul>
<ul><li>Allí habló el más moreno y dijo:  </li></ul><ul><li>- Mira, si a ti te pesan las navidades, figúrate a nosotros, q...
<ul><li>- La navidad, con todos sus inconvenientes, nos recuerda que hasta de todos nosotros el más gruñón puede la alegrí...
<ul><li>- Pero celebra que casi todos pueden ponerse de acuerdo en desear la paz y la felicidad, aunque sea por un instant...
<ul><li>- Celebramos la alegría porque no es tan abundante en nuestras vidas. Deseamos la paz porque carecemos de ella. Bu...
<ul><li>- Y asociamos todos estos valores a los días más oscuros y fríos del año porque es cuando más falta nos hacen. Al ...
<ul><li>De reojo vi que el 44 acababa de parar en Callao; me despedí rápidamente de los sabios y emprendí la carrera a tod...
<ul><li>Recuperé la compostura para trepar los escalones del bus, no fuese a ser que el conductor me impidiese la subida p...
 
Felices Fiestas, amigos.  De todo corazón. Y Feliz MMX.  Concha, Jaime, Flavia, Jaime y Carlos.
Próxima SlideShare
Cargando en…5
×

Cuento de Navidad

1.276 visualizaciones

Publicado el

Mi felicitación para las navidades y el año nuevo a todo el mundo. No soy antinavideño. Simplemente intento recuperar la ilusión y la buena voluntad que tanta falta nos hacen a todos. ¡Feliz Navidad!

Publicado en: Entretenimiento y humor
0 comentarios
0 recomendaciones
Estadísticas
Notas
  • Sé el primero en comentar

  • Sé el primero en recomendar esto

Sin descargas
Visualizaciones
Visualizaciones totales
1.276
En SlideShare
0
De insertados
0
Número de insertados
238
Acciones
Compartido
0
Descargas
0
Comentarios
0
Recomendaciones
0
Insertados 0
No insertados

No hay notas en la diapositiva.

Cuento de Navidad

  1. 1. Cuento de Navidad Por Jaime González (www.alkalengua.blogspot.com)
  2. 2. Ayer tuve un sueño extraño de veras. <ul><li>Ayer s oñé que regresaba a Galerías Preciados. Las calles estaban decoradas con enormes estrellas geométricas de luz amarilla. Era el día antes de Navidad. Ya era de noche y las tiendas estaban cerradas. No quedaban peatones en la calle Preciados. </li></ul><ul><li>Iba hacia Callao para tomar el autobús, pero algo me impulsó a acercarme al tinglado que albergaba los tronos de los Reyes Magos. </li></ul>
  3. 3. <ul><li>Allí, sentados, estaban esperándome los tres sabios. Con gestos de sus manos enguantadas me invitaban a acercarme para rendirles mi homenaje. </li></ul>
  4. 4. <ul><li>El primero me recordaba a Mortadelo disfrazado de Rey Mago: </li></ul><ul><li>- ¡Hola, chaval! </li></ul>
  5. 5. <ul><li>El segundo era clavadito al maestro Yoda: </li></ul><ul><li>- ¿Bueno este año sido has? </li></ul>
  6. 6. <ul><li>Por fin, al tercero me costó más identificarlo, pues una gruesa capa de maquillaje negro embadurnaba unos rasgos que finalmente reconocí como los de Torrebruno. </li></ul><ul><li>- ¿Y qué cosa tú quieres para Reyes este año? </li></ul>
  7. 7. <ul><li>Me senté tímidamente sobre las piernas de Baltasar y le dije: </li></ul><ul><li>Majestad; cada año llevo peor el final de diciembre. </li></ul><ul><li>No me gusta jugar a la lotería y aborrezco la cantinela de los niños de San Ildefonso. </li></ul><ul><li> Los villancicos enlatados que resuenan en todas partes son siempre los mismos desde los años 60 y ya me resultan monótonos, ñoños y hasta cansinos. </li></ul>
  8. 8. <ul><li>Las comidas familiares cada vez me sientan peor: los langostinos, las grasas polisaturadas y los alcoholes ya no son tolerados impunemente por mi organismo. </li></ul><ul><li>Las fiestas de Nochevieja ya no me divierten y me sienta fatal trasnochar por obligación. </li></ul>
  9. 9. <ul><li>El consumo desaforado tampoco me satisface, sino que me angustia, y ya no me apetece escribiros pidiendo ningún regalo , pues todos los productos que anuncian en televisión son ¡ pamplinas ! </li></ul><ul><li>Yo quisiera recuperar la ilusión de estas entrañables fechas, pero ni las noticias ni el comportamiento de mi prójimo me lo ponen fácil. </li></ul>
  10. 10. <ul><li>Guardaron silencio los magos, como el Ebro a su paso por Zaragoza. </li></ul>
  11. 11. <ul><li>Allí habló el más moreno y dijo: </li></ul><ul><li>- Mira, si a ti te pesan las navidades, figúrate a nosotros, que aún estamos de temporeros después de un montón de años y encima nos pagan una miseria luego de un mes trabajando a destajo. </li></ul><ul><li>- ¿Entonces? ¿Cuál es el secreto de la navidad? </li></ul>
  12. 12. <ul><li>- La navidad, con todos sus inconvenientes, nos recuerda que hasta de todos nosotros el más gruñón puede la alegría celebrar. La alegría de poder estar aquí, de reunirse con los demás, de poder reírse a pesar de todo. Ríete y compártelo con los demás. Ríete de la lotería, ríete del consumismo, ríete de las costumbres que establecido hemos para complicarnos la vida. Piensa que es una fiesta, así que a tu manera disfrútala. </li></ul>
  13. 13. <ul><li>- Pero celebra que casi todos pueden ponerse de acuerdo en desear la paz y la felicidad, aunque sea por un instante, a sus semejantes. Saluda a tus amigos, sonríe a tus vecinos, brinda con tu jefe, besa a tus hijos, abraza a tu pareja. Un día es un día. </li></ul>
  14. 14. <ul><li>- Celebramos la alegría porque no es tan abundante en nuestras vidas. Deseamos la paz porque carecemos de ella. Buscamos la compañía porque siempre es grata. Predicamos la solidaridad porque hemos de practicarla. Nos deseamos suerte, éxito, y fortaleza porque nos van a hacer buena falta a todos durante el año próximo. </li></ul>
  15. 15. <ul><li>- Y asociamos todos estos valores a los días más oscuros y fríos del año porque es cuando más falta nos hacen. Al igual que la compañía de la familia y el calor de los amigos. </li></ul><ul><li>¡Felices navidades, majete! ¡Y ayúdanos a que todos los niños conserven la ilusión! </li></ul>
  16. 16. <ul><li>De reojo vi que el 44 acababa de parar en Callao; me despedí rápidamente de los sabios y emprendí la carrera a toda prisa por Preciados arriba gritando a los escasos transeúntes que me cruzaba: </li></ul>- ¡Feliz Navidad, amigos! ¡Feliz Navidad a todos! ¡Y que Dios nos bendiga a todos y cada uno de nosotros!
  17. 17. <ul><li>Recuperé la compostura para trepar los escalones del bus, no fuese a ser que el conductor me impidiese la subida por presunta embriaguez. Introduje la tarjetita en el perforador e inmediatamente se cerraron las puertas del vacío 44. Arrancó, giró a la izquierda y se lanzó a toda velocidad por una desierta Gran Vía para llevarme hasta mi camita. </li></ul>
  18. 19. Felices Fiestas, amigos. De todo corazón. Y Feliz MMX. Concha, Jaime, Flavia, Jaime y Carlos.

×