Enfrentando        la   enfermedad  Hay cosas en la vida que no podemos entender y por ello las catalogamos de injustas, a...
Palabra, tal como lo describe el gran sabio Salomón “Acuérdate de tu creador en los días de tujuventud, antes que vengan l...
Creemos verdaderamente que la perfección del Señor se puso de manifiesto con su partida, yaque las huellas que dejó aquí a...
Próxima SlideShare
Cargando en…5
×

ENFRENTANDO LA ENFERMEDAD

958 visualizaciones

Publicado el

SE DESCRIBE PARTE DEL TESTIMONIO DE UN JOVEN QUE CON VALOR, PACIENCIA Y FE EN EL SEÑOR SUPO Y APRENDIÓ COMO ENFRENTAR SU ENFERMEDAD, HABIÉNDONOS DEJADO UN EJEMPLO A IMITAR

Publicado en: Meditación
0 comentarios
0 recomendaciones
Estadísticas
Notas
  • Sé el primero en comentar

  • Sé el primero en recomendar esto

Sin descargas
Visualizaciones
Visualizaciones totales
958
En SlideShare
0
De insertados
0
Número de insertados
282
Acciones
Compartido
0
Descargas
5
Comentarios
0
Recomendaciones
0
Insertados 0
No insertados

No hay notas en la diapositiva.

ENFRENTANDO LA ENFERMEDAD

  1. 1. Enfrentando la enfermedad Hay cosas en la vida que no podemos entender y por ello las catalogamos de injustas, absurdasy hasta a veces, como errores de “alguien” más poderoso que nosotros.Preguntar: ¿Por qué mueren los niños?, ¿Por qué nos da oportunidades para despuésquitárnoslas?, ¿Por qué una enfermedad larga, dolorosa, para un final de muerte?, ¿Por qué existela gente mala?, etc.En fin, nuestras mentes descubren lo finita que son ante la realidad de un Dios mucho másgrande y poderoso que amándonos más que nunca está presente en cada minuto de nuestraexistencia.Elíseo Daniel ha sido uno de esos grandes ¿Por qué?, que nos hacen buscar a Dios, conpreguntas, con dolor, pero también con el sincero deseo de conocer que planes tenía Dios con ély su vida, planes para los que estamos aquí, vivos por dentro y por fuera, que sentimos que algomaravilloso debe quedar para nosotros de esa vida corta pero llena de Dios. Bien dice la Palabrade Dios “En el día del bien goza del bien; y en el día de la adversidad considera. Dios hizotanto lo uno como lo otro, a fin de que el hombre nada halle después de él”. (Eclesiastés7:14).Conocimos y estuvimos en contacto con Elíseo Daniel desde niño, pudiendo observar sudesarrollo espiritual y material a través del tiempo.Sin lugar a dudas Elíseo Daniel enfrentó grandes retos y se preparó para esta vida y para laeternidad. Por ello he considerado conveniente resaltar algunas de sus experiencias y afliccionesteniendo la seguridad que estas pueden servirnos de ayuda y estímulo frente a las circunstanciasy retos que nos trae la vida.Su Preparación.Siendo muy pequeño aprendió de la Palabra de Dios su condición de pecador delante del Señor,pero también su necesidad de buscar al Salvador del mundo, nuestro Señor Jesucristo. Sinembargo no fue sino a los 12 años (5-2-1984) cuando el comprendió que le era necesario elarrepentimiento de sus pecados y la fe en el Señor Jesucristo. El siguió el consejo dado en la
  2. 2. Palabra, tal como lo describe el gran sabio Salomón “Acuérdate de tu creador en los días de tujuventud, antes que vengan los días malos, y lleguen los años de los cuales digas: No tengoen ello contentamiento “. (Eclesiastés 12:1).Su Paciencia.Tenía 14 años cuando se le declaró la enfermedad que lo llevó por muchas pruebas, pero quetambién sirvieron y servirán como ejemplo. En una forma silenciosa la enfermedad renalllamada Glomerulonefritis, estaba lenta y progresivamente atacándolo y produciendo dañosirreversibles. Se realizaron los exámenes paraclínicos y se llegó a la conclusión que la únicasolución estaba en el trasplante renal. Por muchos meses y años recibió tratamiento con diálisisperitoneal y hemodiálisis, hasta que el 26 de Mayo de 1990 recibió su trasplante renal. Por variosaños funcionó muy bien hasta que de nuevo comenzaron los problemas por presentar rechazo.Posteriormente presentó un cuadro grave de Peritonitis y sobrevivió a esta complicación,comenzando de nuevo la espera para un nuevo trasplante, sin embargo, el deterioro de su saludcontinuó. Continuó su lucha férrea contra la enfermedad y sus complicaciones, con la seguridad de queestaba en las manos del Señor. El podía decir: “Amo a Jehová, pues ha oído mi voz y missúplicas; porque ha inclinado a mí su oído; por tanto, le invocaré en todos mis días. Merodearon ligaduras de muerte... Pues tú has librado mi alma de la muerte”. (Salmos 116 :1-9). Sin embargo, estaba en los propósitos y designios de Dios llevárselo a su presencia, y es asíque el 14 de Mayo de 1996 ocurrió su partida.Sus Metas. (Materiales y espirituales)A pesar de su enfermedad que lo limitaba, Elíseo Daniel puso en evidencia una gran tenacidad yperseverancia. Desde el punto de vista material obtuvo su grado de Técnico Superior enInformática incorporándose posteriormente al mercado laboral, dando un buen ejemplo a losdemás jóvenes que sin estar afectados de enfermedades limitantes no se preparan por falta devoluntad y perseverancia.Desde el punto de vista sentimental estableció una relación afectiva que terminó en una felizunión matrimonial, llena de gran amor y satisfacciones.En el aspecto espiritual observamos como fue desarrollándose y adquiriendo responsabilidadesen la congregación. Sin lugar a dudas Elíseo Daniel puso en práctica lo dicho por el Predicadoren (Eclesiastés 9:11) “Todo lo que te viniere a la mano para hacer, hazlo según tus fuerzas”.Su Apoyo Familiar y de Otros.Padres: Su gran entrega, siempre dispuestos a ser de ayuda, animación y apoyo.Hermanos: Tolerando y aceptando la gran atención que se le brindaba a su hermano.Esposa: Gran Amor, con pleno conocimiento de las consecuencias de la enfermedad y de lasgrandes posibilidades que existían de que Elíseo Daniel pasara a la eternidad en cualquiermomento, contrajo matrimonio para compartir el tiempo que Dios le brindara.Abuelos: ConsejerosTíos-Tías: Compañerismo y estimulo permanente.Suegro: Ayuda Espiritual y amistad.Hermanos en Cristo: OraciónAmigos: Apoyo y EstimuloLa partida de Elíseo Daniel es difícil de entenderla pero sabemos que fue la voluntad de Dios ydamos gracias al Señor que en su palabra encontramos explicación, consuelo y esperanza.
  3. 3. Creemos verdaderamente que la perfección del Señor se puso de manifiesto con su partida, yaque las huellas que dejó aquí abajo son y serán claras evidencias de que estamos de paso, que nosomos dueños de nuestro comienzo ni de nuestro final y que nuestro destino como creyentes enel Señor es el cielo. Es oportuno traer a nuestras mentes algunas citas bíblicas: “Perece el justo,y no hay quien piense en ello; y los piadosos mueren, y no hay quien entienda que delantede la aflicción es quitado el justo”. Entrará en la paz; descansarán en sus lechos todos losque andan delante de Dios “. (Isaías 57:1-2).“Bienaventurados de aquí en adelante los muertos que mueren en el Señor. Sí, dice elEspíritu, descansarán de sus trabajos, porque sus obras con ellos siguen “. (Apocalipsis14:13). De maneras misteriosas No juzguéis por los sentidos Suele Dios aún obrar, Los designios del Señor Y así sus maravillas Si parece que las pruebas Por los suyos efectuar Contradicen su amor; El cabalga sobre nubes Descansad en sus promesas Y los vientos y tempestad En su gracia confiad; Son sus siervos enviados Estas sombras son el manto Para hacer su voluntad. Con que envuelve su bondad. Dr. Luis A. Silva Cisneros y Dra. Rosa E. Martínez de Silva.

×