SlideShare una empresa de Scribd logo
¡UNA SEMILLA EN SUELO CANADIENSE!
Enjambrarse en el extranjero nunca es fácil.
El P. Querbes ya había tenido una dura expe-
riencia. Implicado ya en los EE.UU. y en la
India, dudará ante la invitación a fundar en
Canadá. Sin embargo, el entusiasmo del obispo
Bourget y su preocupación común por la edu-
cación de los jóvenes vencen sus dudas y se
compromete en esta aventura. Pero ¿contaba
con medios?
Responder a las necesidades de las pequeñas
escuelas de las aldeas, tal era la misión del
Padre Querbes. Sin embargo, se le pidió hacerse
cargo de un colegio organizado según el curso
clásico. Diferente opción que va a generar
serias dificultades. Al principio, los hermanos
de Querbes resultaron ser incompetentes,
inadecuados para la realidad de un colegio. Lleno de problemas, el
P. Champagneur parece incapaz de manejar la pequeña comunidad. La
repentina llegada de los PP. Lahaye y Thibaudier de St. Louis (Missouri)
parece traer la salvación, pero la ambición desmesurada del P. Thibaudier
le lleva a retirarse temporalmente a Francia.
La lentitud del correo por vía marítima retrasan las necesarias decisiones.
Parece que la mejor decisión es confiar a Monseñor Bourget el cuidado de
la joven comunidad.
De vez en cuando llega desde Vourles una palabra para sostener la moral
de las tropas que se resiente con demasiada frecuencia ante los ojos del
obispo y de los hermanos.
Los franceses se ajustan poco a poco a la realidad canadiense. Dirigir un
colegio clásico correspondía entonces a un clérigo. Para que l’Industrie,
Chambly y Rigaud se atengan a esta práctica, el obispo decide ordenar a los
PP. Champagneur y Lajoie. Además, frenará la apertura de dichos colegios,
limitando la enseñanza del latín a su diócesis. En consecuencia: se abrirán
pequeñas escuelas en las parroquias rurales y la lista de establecimientos
irá en aumento. En Montreal, el Coteau Saint-Louis se convierte en una
escuela para sordos. En cuanto a la dirección de la comunidad, por expreso
Nº12
Correo Querbes
P. Luis Querbes, por Maurice Marcotte, csv.
2
CORREO QUERBES Nº 12
deseo del Sr. Barthélemy Joliette está necesa-
riamente vinculada a l’Industrie.
La gestión financiera de los establecimien-
tos tiene prioridad sobre otras preocupaciones.
Todos están inquietos y se vigilan entre sí. Los
“dos Americanos” (Lahaye y Thibaudier), vista
su mentalidad mercantil, se llevan gran parte
de la sospecha. A ello se añade una libertad
de acción duramente criticada por el P. Cham-
pagneur. Pero ellos se defienden. Obsesionado,
desbordado, el P Champagneur pide sin cesar
su traslado.
Año tras año, la comunidad prospera. La ce-
sión de las instalaciones de l›Industrie a su fa-
vor consolida la situación financiera. El reclutamiento lleva buena marcha
y se confirma la viabilidad de la fundación. En una primera circular a los
religiosos de Canadá, el P. Querbes puede finalmente expresar su fe y con-
fianza en el futuro de la fundación. La rama se convierte en un gran árbol.
No todo es perfecto, pero el futuro no deja ninguna duda. El rostro de esta
nueva fundación es diferente al de las provincias francesas. ¿Adaptación?
¿Nuevas perspectivas? La semilla sembrada toma vida. Desde 1865, esta
fundación se extendería a su vez a los Estados Unidos, trasplantando allí
algo de su modelo. La aventura indecisa de los comienzos se ha convertido
en una realización impresionante. Sin lugar a dudas, el Espíritu sopla donde
Él quiere...
Maurice Marcotte, c.s.v.
LA FUERZA DE LA EXPATRIACIÓN
En la sociedad, todo el mundo vive un tanto relacionado con el otro. Las
personas se posicionan entre ellas según cómo interpreten los gestos y las
palabras de los otros. Se observan entre sí cuando se trata de un lugar de
recién llegados, y mucho más cuando una avanzadilla de una comunidad
religiosa se enjambra y se establece en condiciones distintas a las de su
fundación de origen. Se puede decir que tanto los que llegan como los resi-
dentes tendrán que vivir un choque cultural importante.
Los Viatores franceses que llegaron a Canadá en 1847 tuvieron que en-
frentar la mirada del otro en su vivir diario. Vivieron la condición del ex-
tranjero, de aquel que mira a su país de adopción en la medida en que no
coincide con el medio ambiente en el que él nació. Los nativos, por su par-
El peso entre cuatro, por Jules Dalou
3
te, juzgan al extranjero con la me-
dida de la experiencia de vida que
reivindican como suya. ¡Miradlos
evocar los elementos originales que
dieron forma a su personalidad! En
definitiva, ambas partes están lla-
madas a vivir la diferencia, es decir
el malestar de la novedad extraña,
pero también la promesa de un fu-
turo subyacente.
Paul-André Turcotte, c.s.v.
ROSTROS DE PROA
Con motivo de la fundación canadiense surgen y se imponen dos figuras.
Monseñor Bourget, responsable de una diócesis grande, despliega un celo
excepcional para hacer frente por medio de la escuela a los protestantes y
a la anglicanización de los canadienses. Por su parte, el padre Querbes se
afana tratando de corregir los efectos negativos de la Revolución. A ambos
les animaba un mismo objetivo y una misma pasión.
Desde su primer encuentro en Lyon en 1841, el Obispo Bourget quedará
impresionado por este hombre “prudente y discreto”, que solicita tiempo
para pensar. Cinco años más tarde, una visita hecha a Vourles le propor-
ciona la oportunidad de apreciar mejor la rica personalidad de Querbes.
Recuerda así su admiración: “Viendo a este clérigo excelente, me sentí im-
buido de veneración por sus virtudes y sobre todo por su amable simplicidad,
la virtud que siempre ha caracterizado a los hombres de Dios. Conversando
con él me resultó fácil asegurarme de la rectitud de sus intenciones y de su
excepcional prudencia”. ¡Qué testimonio el de este hombre que sabe mucho
de humanidad!
Por su parte, también con mucha admiración, el P. Querbes le confía total-
mente el cuidado de sus hijos. La consig-
na que recordará sin cesar es que confíen
en él en cualquier situación difícil y que
sigan sus decisiones. Buen acuerdo con
franqueza: el obispo de Montreal recuer-
da al párroco de Vourles la necesidad de
una correspondencia más frecuente con
sus religiosos para apoyarlos y animarlos
en su exilio.
CORREO QUERBESNº 12
Regreso de la iglesia, por Clarence Gagnon
Los pequeños en clase, por G. Henry
4
CORREO QUERBES Nº 12
A pesar de sus inmensas ocupaciones, Monseñor optó por pasar seis se-
manas en Vourles en 1855. Un signo evidente de su interés por Querbes y
por la comunidad. ¡Cuánta confianza compartida, cuánta clarificación en
problemas pendientes! Cuando el fundador le presenta humildemente los
estatutos de su asociación, él se muestra dispuesto a revisarlos.
Animado por este encuentro, el P. Querbes ordena a los PP. Lajoie y Laha-
ye que vengan a Francia para compartir con ellos sus intenciones. Frustrado
en un primer momento por ver ignorada su orden, se atendrá, sin embargo, a
las explicaciones sobre la situación de Monseñor Bourget.
Dos fuertes personalidades que se ponen de acuerdo en la verdad y armo-
nizan sus posiciones. Si Monseñor se maravilla del aporte precioso de los
Clérigos de San Viator en su diócesis, también el P. Querbes reconoce el
excelente apoyo del prelado para con sus religiosos. Estrecha colaboración
bajo el signo de la amistad, lo que permitió a la joven comunidad superar
las dificultades y echar raíces en suelo canadiense.
Maurice Marcotte, c.s.v.
LA EDUCACIÓN VISTA DE CERCA
Lo que crea la fuerza de las comunidades dedicadas a la educación es
vivir la vida comunitaria en torno a un mismo proyecto educativo. La expe-
riencia de algunos, sin darse importancia, sirve a los demás, y el proyecto
se encuentra siempre con un personal que trabaja mejor apoyado en sus
compañeros. El P. Querbes era consciente de los efectos de este tipo de ós-
mosis por el contacto repetido con sus hermanos, especialmente durante la
reunión anual. Además, sus advertencias no eran abstractas. Ejemplo, este
pasaje no desprovisto de humor, del Manual de 1861:
”Está siempre prohibido en nuestras escuelas todo castigo corporal, como la
vara, el listón, e incluso los golpes, los tortazos, etc. Dejaréis a los padres que
utilicen estos medios, como dice la Santa Escritura,
y no habla en sentido figurado. En cuanto a usted,
recuerde que un buen jinete sabe reducir a su voluntad
a un caballo inquieto y asustadizo, acariciándolo y
dirigiéndolo con mano suave y halagadora, sin ne-
cesidad de utilizar ni látigo ni espuela. ¿Por qué han
de ser tratados los hombres con más dureza que las
bestias?».
Bruno Hébert, c.s.v.
Editado por la Provincia de los C.S.V. de Canadá - Traducido en la Comunidad viatoriana de España
El caballo blanco, por Paul Gauguin

Más contenido relacionado

Similar a Correo querbes n 12

Correo querbes n 4
Correo querbes n 4Correo querbes n 4
Correo querbes n 4
SERSO San Viator
 
Correo querbes n 10
Correo querbes n 10Correo querbes n 10
Correo querbes n 10
SERSO San Viator
 
Correo querbes n 2
Correo querbes n 2Correo querbes n 2
Correo querbes n 2
SERSO San Viator
 
Correo querbes n 8
Correo querbes n 8Correo querbes n 8
Correo querbes n 8
SERSO San Viator
 
Correo querbes n 13
Correo querbes n 13Correo querbes n 13
Correo querbes n 13
SERSO San Viator
 
Luis Querbes y los Catequistas de San Viator
Luis Querbes y los Catequistas de San ViatorLuis Querbes y los Catequistas de San Viator
Luis Querbes y los Catequistas de San Viator
SERSO San Viator
 
Correo querbes nº 5
Correo querbes nº 5Correo querbes nº 5
Correo querbes nº 5
SERSO San Viator
 
Correo querbes n 9
Correo querbes n 9Correo querbes n 9
Correo querbes n 9
SERSO San Viator
 
Correo querbes n 6
Correo querbes n 6Correo querbes n 6
Correo querbes n 6
SERSO San Viator
 
De la catedral a la escuela... 2021
De la catedral a la escuela... 2021De la catedral a la escuela... 2021
De la catedral a la escuela... 2021
lasalleurubamba
 
Hermano MIguel
Hermano MIguelHermano MIguel
Hermano MIguel
brando321frank
 
Correo querbes n 1
Correo querbes n 1Correo querbes n 1
Correo querbes n 1
SERSO San Viator
 
HSTORIA DE LA SALLE.docx
HSTORIA DE LA SALLE.docxHSTORIA DE LA SALLE.docx
HSTORIA DE LA SALLE.docx
JOHNRICHARDQUISPEMAC
 
Semana Lasaliana 2016
Semana Lasaliana 2016Semana Lasaliana 2016
Semana Lasaliana 2016
josezarra
 
Cuba+ nº1
Cuba+ nº1Cuba+ nº1
Cuba+ nº1
Diego Mena
 
Hoja255
Hoja255Hoja255
Hoja255
Ramon Pineda
 
Vida juan bautista
Vida juan bautistaVida juan bautista
Vida juan bautista
Alexis David Azogue Pacha
 
Boletin de la capilla marzo 2015
Boletin de la capilla   marzo 2015Boletin de la capilla   marzo 2015
Boletin de la capilla marzo 2015
lacapillalourdes
 
7 verbum dei en la iglesia card errázuriz - 120802
7 verbum dei en la iglesia   card errázuriz - 1208027 verbum dei en la iglesia   card errázuriz - 120802
7 verbum dei en la iglesia card errázuriz - 120802
Convención Verbum Dei, 50 años en tu Palabra
 
Vida nuestra ulio 2021
Vida nuestra ulio 2021Vida nuestra ulio 2021
Vida nuestra ulio 2021
JuanCarlosGreco
 

Similar a Correo querbes n 12 (20)

Correo querbes n 4
Correo querbes n 4Correo querbes n 4
Correo querbes n 4
 
Correo querbes n 10
Correo querbes n 10Correo querbes n 10
Correo querbes n 10
 
Correo querbes n 2
Correo querbes n 2Correo querbes n 2
Correo querbes n 2
 
Correo querbes n 8
Correo querbes n 8Correo querbes n 8
Correo querbes n 8
 
Correo querbes n 13
Correo querbes n 13Correo querbes n 13
Correo querbes n 13
 
Luis Querbes y los Catequistas de San Viator
Luis Querbes y los Catequistas de San ViatorLuis Querbes y los Catequistas de San Viator
Luis Querbes y los Catequistas de San Viator
 
Correo querbes nº 5
Correo querbes nº 5Correo querbes nº 5
Correo querbes nº 5
 
Correo querbes n 9
Correo querbes n 9Correo querbes n 9
Correo querbes n 9
 
Correo querbes n 6
Correo querbes n 6Correo querbes n 6
Correo querbes n 6
 
De la catedral a la escuela... 2021
De la catedral a la escuela... 2021De la catedral a la escuela... 2021
De la catedral a la escuela... 2021
 
Hermano MIguel
Hermano MIguelHermano MIguel
Hermano MIguel
 
Correo querbes n 1
Correo querbes n 1Correo querbes n 1
Correo querbes n 1
 
HSTORIA DE LA SALLE.docx
HSTORIA DE LA SALLE.docxHSTORIA DE LA SALLE.docx
HSTORIA DE LA SALLE.docx
 
Semana Lasaliana 2016
Semana Lasaliana 2016Semana Lasaliana 2016
Semana Lasaliana 2016
 
Cuba+ nº1
Cuba+ nº1Cuba+ nº1
Cuba+ nº1
 
Hoja255
Hoja255Hoja255
Hoja255
 
Vida juan bautista
Vida juan bautistaVida juan bautista
Vida juan bautista
 
Boletin de la capilla marzo 2015
Boletin de la capilla   marzo 2015Boletin de la capilla   marzo 2015
Boletin de la capilla marzo 2015
 
7 verbum dei en la iglesia card errázuriz - 120802
7 verbum dei en la iglesia   card errázuriz - 1208027 verbum dei en la iglesia   card errázuriz - 120802
7 verbum dei en la iglesia card errázuriz - 120802
 
Vida nuestra ulio 2021
Vida nuestra ulio 2021Vida nuestra ulio 2021
Vida nuestra ulio 2021
 

Más de SERSO San Viator

Correo querbes n 11
Correo querbes n 11Correo querbes n 11
Correo querbes n 11
SERSO San Viator
 
03 balafon 2011 novembre 2011
03 balafon 2011 novembre 201103 balafon 2011 novembre 2011
03 balafon 2011 novembre 2011SERSO San Viator
 
En vivo vida nueva - escuela de verano san viator
En vivo vida nueva - escuela de verano san viator En vivo vida nueva - escuela de verano san viator
En vivo vida nueva - escuela de verano san viator
SERSO San Viator
 
Correo querbes n 7
Correo querbes n 7Correo querbes n 7
Correo querbes n 7
SERSO San Viator
 
Idh naciones
Idh nacionesIdh naciones
Idh naciones
SERSO San Viator
 
Carta de la comunidad viatoriana, 2012
Carta de la comunidad viatoriana, 2012Carta de la comunidad viatoriana, 2012
Carta de la comunidad viatoriana, 2012
SERSO San Viator
 
Charte de la communauté viatorienne, 2012
Charte de la communauté viatorienne, 2012Charte de la communauté viatorienne, 2012
Charte de la communauté viatorienne, 2012SERSO San Viator
 
Charter of the viatorian community, 2012
Charter of the viatorian community, 2012Charter of the viatorian community, 2012
Charter of the viatorian community, 2012
SERSO San Viator
 
éChos des viateurs d'haïti mars 2013
éChos des viateurs d'haïti   mars 2013éChos des viateurs d'haïti   mars 2013
éChos des viateurs d'haïti mars 2013SERSO San Viator
 
Memoria serso honduras 2012
Memoria serso honduras 2012Memoria serso honduras 2012
Memoria serso honduras 2012
SERSO San Viator
 
Viator web55en
Viator web55enViator web55en
Viator web55en
SERSO San Viator
 

Más de SERSO San Viator (20)

Correo querbes n 11
Correo querbes n 11Correo querbes n 11
Correo querbes n 11
 
03 balafon 2011 novembre 2011
03 balafon 2011 novembre 201103 balafon 2011 novembre 2011
03 balafon 2011 novembre 2011
 
02 balafon octobre 2011
02 balafon octobre 201102 balafon octobre 2011
02 balafon octobre 2011
 
01 balafon septembre 2011
01 balafon septembre 201101 balafon septembre 2011
01 balafon septembre 2011
 
04 balafon décembre 2011
04 balafon décembre 201104 balafon décembre 2011
04 balafon décembre 2011
 
15 balafon janvier 2013
15 balafon janvier 201315 balafon janvier 2013
15 balafon janvier 2013
 
14 balafon décembre 2012
14 balafon décembre 201214 balafon décembre 2012
14 balafon décembre 2012
 
20 balafon juin 2013
20 balafon   juin 201320 balafon   juin 2013
20 balafon juin 2013
 
18 balafon avril 2013
18 balafon avril 201318 balafon avril 2013
18 balafon avril 2013
 
19 balafon mai 2013
19 balafon   mai 201319 balafon   mai 2013
19 balafon mai 2013
 
En vivo vida nueva - escuela de verano san viator
En vivo vida nueva - escuela de verano san viator En vivo vida nueva - escuela de verano san viator
En vivo vida nueva - escuela de verano san viator
 
Correo querbes n 7
Correo querbes n 7Correo querbes n 7
Correo querbes n 7
 
Idh naciones
Idh nacionesIdh naciones
Idh naciones
 
Carta de la comunidad viatoriana, 2012
Carta de la comunidad viatoriana, 2012Carta de la comunidad viatoriana, 2012
Carta de la comunidad viatoriana, 2012
 
Charte de la communauté viatorienne, 2012
Charte de la communauté viatorienne, 2012Charte de la communauté viatorienne, 2012
Charte de la communauté viatorienne, 2012
 
Charter of the viatorian community, 2012
Charter of the viatorian community, 2012Charter of the viatorian community, 2012
Charter of the viatorian community, 2012
 
éChos des viateurs d'haïti mars 2013
éChos des viateurs d'haïti   mars 2013éChos des viateurs d'haïti   mars 2013
éChos des viateurs d'haïti mars 2013
 
17 balafon mars 2013
17 balafon mars 201317 balafon mars 2013
17 balafon mars 2013
 
Memoria serso honduras 2012
Memoria serso honduras 2012Memoria serso honduras 2012
Memoria serso honduras 2012
 
Viator web55en
Viator web55enViator web55en
Viator web55en
 

Último

¿Podemos Juzgar a otros? que dice la Biblia?
¿Podemos Juzgar a otros? que dice la Biblia?¿Podemos Juzgar a otros? que dice la Biblia?
¿Podemos Juzgar a otros? que dice la Biblia?
JOSE GARCIA PERALTA
 
Zacarias Sino con Mi Espiritu Iglesia CED.pptx
Zacarias Sino con Mi Espiritu Iglesia CED.pptxZacarias Sino con Mi Espiritu Iglesia CED.pptx
Zacarias Sino con Mi Espiritu Iglesia CED.pptx
jenune
 
03c POR QUÉ LA IGLESIA - El RACIONALISMO - DENOMINADOR COMÚN - CIENTIFICISMO ...
03c POR QUÉ LA IGLESIA - El RACIONALISMO - DENOMINADOR COMÚN - CIENTIFICISMO ...03c POR QUÉ LA IGLESIA - El RACIONALISMO - DENOMINADOR COMÚN - CIENTIFICISMO ...
03c POR QUÉ LA IGLESIA - El RACIONALISMO - DENOMINADOR COMÚN - CIENTIFICISMO ...
Anahicabanillas
 
SALMO 1 DOE MANERAS DE VIVIR SALMO PARA NIÑOS DE ESCUELA BIBLICA CRISTIANA
SALMO 1 DOE MANERAS DE VIVIR SALMO PARA NIÑOS DE  ESCUELA BIBLICA CRISTIANASALMO 1 DOE MANERAS DE VIVIR SALMO PARA NIÑOS DE  ESCUELA BIBLICA CRISTIANA
SALMO 1 DOE MANERAS DE VIVIR SALMO PARA NIÑOS DE ESCUELA BIBLICA CRISTIANA
EsmeGarca10
 
DEVOCIÓN DE LAS 40 HORAS DELANTE DE JESÚS SACRAMENTADO
DEVOCIÓN DE LAS 40 HORAS DELANTE DE JESÚS SACRAMENTADODEVOCIÓN DE LAS 40 HORAS DELANTE DE JESÚS SACRAMENTADO
DEVOCIÓN DE LAS 40 HORAS DELANTE DE JESÚS SACRAMENTADO
Mario Acero Leal
 
DIOS SU NOMBRE ES PADRE, IGLESIA CED.pptx
DIOS SU NOMBRE ES PADRE, IGLESIA CED.pptxDIOS SU NOMBRE ES PADRE, IGLESIA CED.pptx
DIOS SU NOMBRE ES PADRE, IGLESIA CED.pptx
jenune
 
En santiago uno, verso dos Está escrito que tenga gozo Cuando pase por divers...
En santiago uno, verso dos Está escrito que tenga gozo Cuando pase por divers...En santiago uno, verso dos Está escrito que tenga gozo Cuando pase por divers...
En santiago uno, verso dos Está escrito que tenga gozo Cuando pase por divers...
JavierFPachecoP
 
62 El Milenio 23.08.17 .pdf
62 El Milenio 23.08.17              .pdf62 El Milenio 23.08.17              .pdf
62 El Milenio 23.08.17 .pdf
FedericoSalvadorWads1
 
LES 21 EL COMPLOT.pdf pala leer jpdfffffff
LES 21 EL COMPLOT.pdf pala leer jpdfffffffLES 21 EL COMPLOT.pdf pala leer jpdfffffff
LES 21 EL COMPLOT.pdf pala leer jpdfffffff
MaryQuirozChiquin
 
Chakras y pranayama de la práctica de yoga
Chakras y pranayama de la práctica de yogaChakras y pranayama de la práctica de yoga
Chakras y pranayama de la práctica de yoga
Georshya
 
Francis Schaeffer HUYENDO DE LA RAZON.pdf
Francis Schaeffer HUYENDO DE LA RAZON.pdfFrancis Schaeffer HUYENDO DE LA RAZON.pdf
Francis Schaeffer HUYENDO DE LA RAZON.pdf
Oscar M Briones- Silva
 
La Doctrina de la Trinidad, un pequeño librito
La Doctrina de la Trinidad, un pequeño libritoLa Doctrina de la Trinidad, un pequeño librito
La Doctrina de la Trinidad, un pequeño librito
Oscar M Briones- Silva
 

Último (12)

¿Podemos Juzgar a otros? que dice la Biblia?
¿Podemos Juzgar a otros? que dice la Biblia?¿Podemos Juzgar a otros? que dice la Biblia?
¿Podemos Juzgar a otros? que dice la Biblia?
 
Zacarias Sino con Mi Espiritu Iglesia CED.pptx
Zacarias Sino con Mi Espiritu Iglesia CED.pptxZacarias Sino con Mi Espiritu Iglesia CED.pptx
Zacarias Sino con Mi Espiritu Iglesia CED.pptx
 
03c POR QUÉ LA IGLESIA - El RACIONALISMO - DENOMINADOR COMÚN - CIENTIFICISMO ...
03c POR QUÉ LA IGLESIA - El RACIONALISMO - DENOMINADOR COMÚN - CIENTIFICISMO ...03c POR QUÉ LA IGLESIA - El RACIONALISMO - DENOMINADOR COMÚN - CIENTIFICISMO ...
03c POR QUÉ LA IGLESIA - El RACIONALISMO - DENOMINADOR COMÚN - CIENTIFICISMO ...
 
SALMO 1 DOE MANERAS DE VIVIR SALMO PARA NIÑOS DE ESCUELA BIBLICA CRISTIANA
SALMO 1 DOE MANERAS DE VIVIR SALMO PARA NIÑOS DE  ESCUELA BIBLICA CRISTIANASALMO 1 DOE MANERAS DE VIVIR SALMO PARA NIÑOS DE  ESCUELA BIBLICA CRISTIANA
SALMO 1 DOE MANERAS DE VIVIR SALMO PARA NIÑOS DE ESCUELA BIBLICA CRISTIANA
 
DEVOCIÓN DE LAS 40 HORAS DELANTE DE JESÚS SACRAMENTADO
DEVOCIÓN DE LAS 40 HORAS DELANTE DE JESÚS SACRAMENTADODEVOCIÓN DE LAS 40 HORAS DELANTE DE JESÚS SACRAMENTADO
DEVOCIÓN DE LAS 40 HORAS DELANTE DE JESÚS SACRAMENTADO
 
DIOS SU NOMBRE ES PADRE, IGLESIA CED.pptx
DIOS SU NOMBRE ES PADRE, IGLESIA CED.pptxDIOS SU NOMBRE ES PADRE, IGLESIA CED.pptx
DIOS SU NOMBRE ES PADRE, IGLESIA CED.pptx
 
En santiago uno, verso dos Está escrito que tenga gozo Cuando pase por divers...
En santiago uno, verso dos Está escrito que tenga gozo Cuando pase por divers...En santiago uno, verso dos Está escrito que tenga gozo Cuando pase por divers...
En santiago uno, verso dos Está escrito que tenga gozo Cuando pase por divers...
 
62 El Milenio 23.08.17 .pdf
62 El Milenio 23.08.17              .pdf62 El Milenio 23.08.17              .pdf
62 El Milenio 23.08.17 .pdf
 
LES 21 EL COMPLOT.pdf pala leer jpdfffffff
LES 21 EL COMPLOT.pdf pala leer jpdfffffffLES 21 EL COMPLOT.pdf pala leer jpdfffffff
LES 21 EL COMPLOT.pdf pala leer jpdfffffff
 
Chakras y pranayama de la práctica de yoga
Chakras y pranayama de la práctica de yogaChakras y pranayama de la práctica de yoga
Chakras y pranayama de la práctica de yoga
 
Francis Schaeffer HUYENDO DE LA RAZON.pdf
Francis Schaeffer HUYENDO DE LA RAZON.pdfFrancis Schaeffer HUYENDO DE LA RAZON.pdf
Francis Schaeffer HUYENDO DE LA RAZON.pdf
 
La Doctrina de la Trinidad, un pequeño librito
La Doctrina de la Trinidad, un pequeño libritoLa Doctrina de la Trinidad, un pequeño librito
La Doctrina de la Trinidad, un pequeño librito
 

Correo querbes n 12

  • 1. ¡UNA SEMILLA EN SUELO CANADIENSE! Enjambrarse en el extranjero nunca es fácil. El P. Querbes ya había tenido una dura expe- riencia. Implicado ya en los EE.UU. y en la India, dudará ante la invitación a fundar en Canadá. Sin embargo, el entusiasmo del obispo Bourget y su preocupación común por la edu- cación de los jóvenes vencen sus dudas y se compromete en esta aventura. Pero ¿contaba con medios? Responder a las necesidades de las pequeñas escuelas de las aldeas, tal era la misión del Padre Querbes. Sin embargo, se le pidió hacerse cargo de un colegio organizado según el curso clásico. Diferente opción que va a generar serias dificultades. Al principio, los hermanos de Querbes resultaron ser incompetentes, inadecuados para la realidad de un colegio. Lleno de problemas, el P. Champagneur parece incapaz de manejar la pequeña comunidad. La repentina llegada de los PP. Lahaye y Thibaudier de St. Louis (Missouri) parece traer la salvación, pero la ambición desmesurada del P. Thibaudier le lleva a retirarse temporalmente a Francia. La lentitud del correo por vía marítima retrasan las necesarias decisiones. Parece que la mejor decisión es confiar a Monseñor Bourget el cuidado de la joven comunidad. De vez en cuando llega desde Vourles una palabra para sostener la moral de las tropas que se resiente con demasiada frecuencia ante los ojos del obispo y de los hermanos. Los franceses se ajustan poco a poco a la realidad canadiense. Dirigir un colegio clásico correspondía entonces a un clérigo. Para que l’Industrie, Chambly y Rigaud se atengan a esta práctica, el obispo decide ordenar a los PP. Champagneur y Lajoie. Además, frenará la apertura de dichos colegios, limitando la enseñanza del latín a su diócesis. En consecuencia: se abrirán pequeñas escuelas en las parroquias rurales y la lista de establecimientos irá en aumento. En Montreal, el Coteau Saint-Louis se convierte en una escuela para sordos. En cuanto a la dirección de la comunidad, por expreso Nº12 Correo Querbes P. Luis Querbes, por Maurice Marcotte, csv.
  • 2. 2 CORREO QUERBES Nº 12 deseo del Sr. Barthélemy Joliette está necesa- riamente vinculada a l’Industrie. La gestión financiera de los establecimien- tos tiene prioridad sobre otras preocupaciones. Todos están inquietos y se vigilan entre sí. Los “dos Americanos” (Lahaye y Thibaudier), vista su mentalidad mercantil, se llevan gran parte de la sospecha. A ello se añade una libertad de acción duramente criticada por el P. Cham- pagneur. Pero ellos se defienden. Obsesionado, desbordado, el P Champagneur pide sin cesar su traslado. Año tras año, la comunidad prospera. La ce- sión de las instalaciones de l›Industrie a su fa- vor consolida la situación financiera. El reclutamiento lleva buena marcha y se confirma la viabilidad de la fundación. En una primera circular a los religiosos de Canadá, el P. Querbes puede finalmente expresar su fe y con- fianza en el futuro de la fundación. La rama se convierte en un gran árbol. No todo es perfecto, pero el futuro no deja ninguna duda. El rostro de esta nueva fundación es diferente al de las provincias francesas. ¿Adaptación? ¿Nuevas perspectivas? La semilla sembrada toma vida. Desde 1865, esta fundación se extendería a su vez a los Estados Unidos, trasplantando allí algo de su modelo. La aventura indecisa de los comienzos se ha convertido en una realización impresionante. Sin lugar a dudas, el Espíritu sopla donde Él quiere... Maurice Marcotte, c.s.v. LA FUERZA DE LA EXPATRIACIÓN En la sociedad, todo el mundo vive un tanto relacionado con el otro. Las personas se posicionan entre ellas según cómo interpreten los gestos y las palabras de los otros. Se observan entre sí cuando se trata de un lugar de recién llegados, y mucho más cuando una avanzadilla de una comunidad religiosa se enjambra y se establece en condiciones distintas a las de su fundación de origen. Se puede decir que tanto los que llegan como los resi- dentes tendrán que vivir un choque cultural importante. Los Viatores franceses que llegaron a Canadá en 1847 tuvieron que en- frentar la mirada del otro en su vivir diario. Vivieron la condición del ex- tranjero, de aquel que mira a su país de adopción en la medida en que no coincide con el medio ambiente en el que él nació. Los nativos, por su par- El peso entre cuatro, por Jules Dalou
  • 3. 3 te, juzgan al extranjero con la me- dida de la experiencia de vida que reivindican como suya. ¡Miradlos evocar los elementos originales que dieron forma a su personalidad! En definitiva, ambas partes están lla- madas a vivir la diferencia, es decir el malestar de la novedad extraña, pero también la promesa de un fu- turo subyacente. Paul-André Turcotte, c.s.v. ROSTROS DE PROA Con motivo de la fundación canadiense surgen y se imponen dos figuras. Monseñor Bourget, responsable de una diócesis grande, despliega un celo excepcional para hacer frente por medio de la escuela a los protestantes y a la anglicanización de los canadienses. Por su parte, el padre Querbes se afana tratando de corregir los efectos negativos de la Revolución. A ambos les animaba un mismo objetivo y una misma pasión. Desde su primer encuentro en Lyon en 1841, el Obispo Bourget quedará impresionado por este hombre “prudente y discreto”, que solicita tiempo para pensar. Cinco años más tarde, una visita hecha a Vourles le propor- ciona la oportunidad de apreciar mejor la rica personalidad de Querbes. Recuerda así su admiración: “Viendo a este clérigo excelente, me sentí im- buido de veneración por sus virtudes y sobre todo por su amable simplicidad, la virtud que siempre ha caracterizado a los hombres de Dios. Conversando con él me resultó fácil asegurarme de la rectitud de sus intenciones y de su excepcional prudencia”. ¡Qué testimonio el de este hombre que sabe mucho de humanidad! Por su parte, también con mucha admiración, el P. Querbes le confía total- mente el cuidado de sus hijos. La consig- na que recordará sin cesar es que confíen en él en cualquier situación difícil y que sigan sus decisiones. Buen acuerdo con franqueza: el obispo de Montreal recuer- da al párroco de Vourles la necesidad de una correspondencia más frecuente con sus religiosos para apoyarlos y animarlos en su exilio. CORREO QUERBESNº 12 Regreso de la iglesia, por Clarence Gagnon Los pequeños en clase, por G. Henry
  • 4. 4 CORREO QUERBES Nº 12 A pesar de sus inmensas ocupaciones, Monseñor optó por pasar seis se- manas en Vourles en 1855. Un signo evidente de su interés por Querbes y por la comunidad. ¡Cuánta confianza compartida, cuánta clarificación en problemas pendientes! Cuando el fundador le presenta humildemente los estatutos de su asociación, él se muestra dispuesto a revisarlos. Animado por este encuentro, el P. Querbes ordena a los PP. Lajoie y Laha- ye que vengan a Francia para compartir con ellos sus intenciones. Frustrado en un primer momento por ver ignorada su orden, se atendrá, sin embargo, a las explicaciones sobre la situación de Monseñor Bourget. Dos fuertes personalidades que se ponen de acuerdo en la verdad y armo- nizan sus posiciones. Si Monseñor se maravilla del aporte precioso de los Clérigos de San Viator en su diócesis, también el P. Querbes reconoce el excelente apoyo del prelado para con sus religiosos. Estrecha colaboración bajo el signo de la amistad, lo que permitió a la joven comunidad superar las dificultades y echar raíces en suelo canadiense. Maurice Marcotte, c.s.v. LA EDUCACIÓN VISTA DE CERCA Lo que crea la fuerza de las comunidades dedicadas a la educación es vivir la vida comunitaria en torno a un mismo proyecto educativo. La expe- riencia de algunos, sin darse importancia, sirve a los demás, y el proyecto se encuentra siempre con un personal que trabaja mejor apoyado en sus compañeros. El P. Querbes era consciente de los efectos de este tipo de ós- mosis por el contacto repetido con sus hermanos, especialmente durante la reunión anual. Además, sus advertencias no eran abstractas. Ejemplo, este pasaje no desprovisto de humor, del Manual de 1861: ”Está siempre prohibido en nuestras escuelas todo castigo corporal, como la vara, el listón, e incluso los golpes, los tortazos, etc. Dejaréis a los padres que utilicen estos medios, como dice la Santa Escritura, y no habla en sentido figurado. En cuanto a usted, recuerde que un buen jinete sabe reducir a su voluntad a un caballo inquieto y asustadizo, acariciándolo y dirigiéndolo con mano suave y halagadora, sin ne- cesidad de utilizar ni látigo ni espuela. ¿Por qué han de ser tratados los hombres con más dureza que las bestias?». Bruno Hébert, c.s.v. Editado por la Provincia de los C.S.V. de Canadá - Traducido en la Comunidad viatoriana de España El caballo blanco, por Paul Gauguin