EL DISEÑO GRÁFICO AL SERVICIO DEL AUTORITARISMO                                                                           ...
aplicación queda a medias, conviviendo en la calle lo nuevo con lo viejo, intensificando así la anarquíavisual.En los inic...
En la actualidad, la imagen de Hugo Chávez está presente en todo elemento impreso, audiovisual ydigital emitido por el gob...
Próxima SlideShare
Cargando en…5
×

Diseño gráfico y autoritarismo elina pérez urbaneja

326 visualizaciones

Publicado el

Hasta el año 2008 estuve preocupada por la "invasión propagandística" del chavismo en el país. Entonces recopilé imágenes e hice algunas reflexiones al respecto.

Publicado en: Diseño
0 comentarios
0 recomendaciones
Estadísticas
Notas
  • Sé el primero en comentar

  • Sé el primero en recomendar esto

Sin descargas
Visualizaciones
Visualizaciones totales
326
En SlideShare
0
De insertados
0
Número de insertados
2
Acciones
Compartido
0
Descargas
6
Comentarios
0
Recomendaciones
0
Insertados 0
No insertados

No hay notas en la diapositiva.

Diseño gráfico y autoritarismo elina pérez urbaneja

  1. 1. EL DISEÑO GRÁFICO AL SERVICIO DEL AUTORITARISMO Elina Pérez UrbanejaAl arribar al Aeropuerto Internacional Simón Bolívar de Venezuela le dan la bienvenida al viajero ellogotema “Construyendo el Socialismo Bolivariano”, el imagotipo “Venezuela ahora es de todos” eimágenes del presidente Hugo Chávez ubicadas cerca de las taquillas de inmigración. Esto es apenas unabreboca de lo que se apreciará al recorrer un país cuyo espacio público ha sido tapizado porpropaganda en formatos tan diversos como vallas, pancartas, pendones y afiches.Dicha situación indica que el gobierno nacional implementa el mercadeo político y la comunicaciónpara articular numerosos mensajes que el diseño gráfico se encarga de configurar visualmente. Segúndatos difundidos en un amplio reportaje publicado el domingo 10 de enero de este año en el diario ElNacional: “En 2010, la administración pública central tiene una partida de 382.113.031 bolívaresfuertes (63.298.397,73 euros) dedicada a servicios de información, impresión y relaciones públicas, queincluye publicidad y propaganda”. La inversión para este fin supera lo que el Estado venezolanodispondrá para la prevención del delito, uno de los principales problemas que azotan a país.Gráfica propagandísticaLa estrategia del gobierno presidido por Hugo Chávez es propagandística porque está imbuida en lalógica de la campaña electoral permanente. Los estudiosos de la comunicación en Venezuela hancomparado su proceder con el del nacionalsocialismo en Alemania y el fascismo en Italia, regímenesautoritarios que consideraban la comunicación como una actividad trascendente que competeúnicamente al Estado. Por esta razón, la misma es reducida completamente a propaganda, tal y comoestán asumiendo los “nuevos gobiernos latinoamericanos” en Venezuela, Ecuador y Bolivia.El ex diputado Carlos Berrizbeitia ha contabilizado el número de horas que suman las cadenaspresidenciales en radio y televisión, pero ese proceso aritmético difícilmente se podría aplicar en elcampo de la producción gráfica impresa del Gobierno Bolivariano, debido a que este gasto no suele sercontrolado, teniendo cada organismo gubernamental (ministerios, institutos adscritos, empresasestatales, etc.) libertad para producir su propio material, pese a algunos parámetros dictados por elMinisterio del Poder Popular para la Comunicación e Información (MPPCI).Esta relativa libertad ha facilitado la proliferación de material gráfico de variada calidad de concepto yforma, teniendo así un amplio “catálogo” de piezas disímiles, que van desde lo exquisitamente diseñado(con énfasis en las doce campañas electorales desarrolladas en once años), hasta auténticas bazofias. Entodo caso esta hiperproducción indica en primera instancia, la amplia disponibilidad presupuestaria, yen segundo lugar que como la propaganda es vital para el proceso de un gobierno de naturalezapopulista-autoritario, es obligatorio invertir fuertemente en ella.A nivel gráfico ha sido determinante el rojo, que actúa como identificador cromático. El país se hateñido de este color en el transcurso de los últimos 11 años, en señal de abarcamiento. Esto se haintensificado con los procesos de expropiación y nacionalización de empresas.También se emplea como identificadores el tricolor nacional, como ha ocurrido con el logotipo de laCompañía Nacional Teléfonos de Venezuela (CANTV) que desde el 2007 cambió las bandas azul ynaranja por el de la bandera, o la estrella de cinco puntas extraída del imaginario izquierdista asociadarecientemente al Sistema Metro de Caracas. A pesar de los retoques de las marcas nacionalizadas, la 1
  2. 2. aplicación queda a medias, conviviendo en la calle lo nuevo con lo viejo, intensificando así la anarquíavisual.En los inicios de la gestión chavista, la tendencia fue organizar concursos de diseño abiertos a todos losvenezolanos, de cualquier profesión, con lo que se desconoció la existencia de profesionales calificados–los diseñadores- para efectuar esta tarea. Esos concursos se declararon muchas veces desiertos oarrojaron en varias oportunidades ganadores cuyas propuestas jamás fueron puestas en práctica, paraposteriormente designar “a dedo” el diseño a emplear, como acontenció con el imagotipo del Ministeriode la Cultura en marzo de 2006, cuya selección provocó la protesta de una parte del gremio de losdiseñadores.Se impuso el emblema del perro y la rana diseñado por Emilio Gómez con el argumento de que es unareferencia gráfica que no pasa de moda. Se indica en el manual de aplicación: “El emblema delMinisterio de la Cultura está representado por un sello elaborado por miembros de la etnia Panare,ubicada al noreste de Guayana, Venezuela. Su color se asemeja al producido por la semilla de la plantade onoto (Bixa Orellana), y es el mismo tono de uno de los tantos colores usados por la etnia Panarepara embadurnar sus sellos, los cuales empleaban para pintar sus cuerpos”.Las críticas a este emblema son varias. Se argumenta que este grafismo no representa la identidad deVenezuela como totalidad diversa y mestiza. Tampoco se entendió porqué se favoreció a la etniaPanare sobre otros grupos indígenas. Alvaro Sotillo, galardonado con el Premio Gutenberg de laciudad de Leipzig 2005 por sus aportes al diseño editorial, comentó sobre esta decisión en un dossierpublicado en www.objetual.com: “Lo que está pasando es ciertamente síntoma de un retroceso muyprofundo. Durante décadas, profesionales de la comunicación visual hemos batallado para que eldiseño sea una práctica orientadora hacia la modernidad. Esas conquistas han quedado totalmenteendogenizadas”.El autoritarismo hecho imagenA nivel de contenido, la gráfica del Gobierno Bolivariano de Venezuela presenta características de loque en las ciencias sociales se denomina Populismo Autoritario. A continuación se revisarán piezas enlas que resalta cómo el diseño gráfico construyó las imágenes para comunicar el mensaje “correcto”.La invocación al pueblo se observa en la sustitución de modelos fenotípicos: pieles morenas quereflejan a los “venezolanos de a pie”, por las blancas asociadas con la idea de “oligarquía”. Aquí seaprecia que la identidad gráfica se ha construido en términos de una frontera dicotómica que separaclaramente a los de arriba de los de abajo.La apelación a las tradiciones y la identidad cultural forma parte del tono emocional. Lo primero se hahallado en el folklore, las tradiciones populares e indígenas. Lo segundo se ha encontrado en el cultofetichista a Simón Bolívar, cuya iconografía ha sido poco a poco desplazada por la propia figura deHugo Chávez.También es notoria la dislocación del imaginario nacionalista expresada en la simpatía por los modelossoviético y cubano. En la gráfica, la orientación pro-cubana se manifiesta en la presencia insistente delicono del Ché Guevara y José Martí como punta de lanza para atacar el mercado revolucionariointernacional. De la gráfica bolchevique se ha adaptado la estrella.La necesidad de un líder es un elemento constante en la propaganda chavista, donde se desarrolla unamística en torno al líder carismático con visos mesiánicos. 2
  3. 3. En la actualidad, la imagen de Hugo Chávez está presente en todo elemento impreso, audiovisual ydigital emitido por el gobierno. Este bombardeo apunta hacia un cambio de valores y normasafianzadas en la sociedad democrática por una orientación personalista y autoritaria de país. Se suelenmostrar dos facetas del líder: la militar (la pose de comandante) y la benefactora (que besa viejitas ymece en sus brazos a los bebés).El establecimiento de líneas antagónicas se manifiesta visualmente a través de lo grotesco. Secaricaturizan los enemigos para ridiculizarlos o demonizarlos.La moral revolucionaria también suele presentarse repetidamente en la propaganda, a través deeslóganes breves y precisos que dan cuenta de la ética del “buen chavista”, apuntaladas en imágenesque muestran el bienestar del pueblo mediante rostros mestizos sonrientes como reflejo de la felicidadproporcionada por el proceso.Las representaciones creadas por el gobierno para enlazar a los actores que representa, son difundidas através de todos los medios disponibles con el objetivo de mantener la empatía con los adeptos, fustigara los enemigos, y en general, para transmitir sus creencias y valores, así como para exaltar la figura dellíder carismático (vínculo en el plano emocional).El Gobierno Bolivariano ha intentado sin éxito en el transcurrir de sus once años de gestión, unificarcriterios gráficos y ordenar su imagen. Se ha hecho énfasis en la cantidad y variedad de piezas y en sudifusión, mas no en la calidad y coherencia.¿Es o no es diseño?En consultas informales realizadas entre diseñadores venezolanos, se les mostró un amplio registro deafiches, vallas, pendones, volantes y material propagandístico impreso en general producido entre losaños 2006 - 2009, y se les preguntó qué opinión les merecía desde su óptica profesional.Las respuestas fueron variadas, yendo desde acaloradas polémicas sobre si esas piezas eran o nodiseño, hasta sugerencias sobre cómo abordar el caso.En la discusión “es diseño / no es diseño / mal diseño” hubo una primera posición que manifestabadesdén porque considera que muchos trabajos están mal hechos. En general este grupo de profesionalesevaluó negativamente el concepto creativo, los resultados técnicos (imágenes pixeladas, impresióndeficiente), y en un tercer lugar, la estética.Otros consultados identificaron en seguida algunas piezas como “magistralmente concebidas”,reconociendo en ellas las cualidades de un buen diseño. También hubo quien considerara que “todo esdiseño”, pero lo que marca la diferencia estética es el “target” al que la pieza va dirigida, un público deestrato socioeconómico bajo, al que se capta por la vía emocional.Al fin de cuentas, la propaganda está presente hasta en los rincones recónditos de Venezuela,convirtiendo de esta manera al proyecto revolucionario y a su líder, en fondo y figura omnipresente. 3

×