Política monetaria en el gobierno de Alan Garcia
PROBLEMA: En el primer gobierno de Alan Garcia Perez la emisión primaria ...
El mismo autor (Angulo, 2006) plantea que la inflación consiste en el alza generalizada de los
precios. “En una economía s...
estrategia, el control de la inflación era sólo uno de sus muchos fines. En los países en desarrollo, la
política monetari...
contrario. Una expansiva hasta fines de 1987. Luego la vuelta a la ortodoxia en 1988, como lo
confirma el “paquetazo” de S...
Según (Schuldt, 1988) en En ese documento discute si la economía peruana presentaba
características que se había encontrad...
Así, “La condición para que el tipo de cambio libre dependa de la referencia por dólares, es el
colapso de régimen cambiar...
tiene como objeto reducir la inflación y alcanzar los objetivos de balanza de pagos formulados en el
programa, aplicando f...
Con la adopción de instrumentos monetarios de mercado y teniendo en cuenta el objetivo único de
luchar contra la inflación...
Próxima SlideShare
Cargando en…5
×

Titulo

115 visualizaciones

Publicado el

0 comentarios
0 recomendaciones
Estadísticas
Notas
  • Sé el primero en comentar

  • Sé el primero en recomendar esto

Sin descargas
Visualizaciones
Visualizaciones totales
115
En SlideShare
0
De insertados
0
Número de insertados
2
Acciones
Compartido
0
Descargas
1
Comentarios
0
Recomendaciones
0
Insertados 0
No insertados

No hay notas en la diapositiva.

Titulo

  1. 1. Política monetaria en el gobierno de Alan Garcia PROBLEMA: En el primer gobierno de Alan Garcia Perez la emisión primaria llego a incrementarse en un 509% en todo su periodo teniendo el año 1989 su máximo valor. Pero estas políticas insostenibles de exceso de emisión primaria debió tener una consecuencia en la economía peruana. En el presente ensayo describiremos las principales causas de esta política comparando con países que tuvieron altos niveles de inflación. ¿Por qué las políticas monetarias causaron un gran problema económico en el gobierno de Alan García? Para analizar los problemas económicos en este periodo tenemos que analizar los siguientes conceptos económicos. Según Banco Central de Reserva del (Perú) la emisión primaria comprende a un conjunto de pasivos del Banco Central que sustentan la expansión de la liquidez y del crédito. En el Perú, la emisión primaria está constituida por los billetes y monedas emitidos por el BCRP y los depósitos en cuentas corrientes en moneda nacional del sistema financiero mantenidos en el Instituto Emisor. El total de los billetes y monedas emitidos a su vez se puede dividir en el circulante en poder del público y los fondos en bóveda de los bancos. La emisión primaria se expande o contrae como resultado de las operaciones monetarias del Banco Central. Las principales operaciones del BCRP son: (i) las operaciones de mercado abierto, principalmente con los Certificados de Depósito BCRP; (ii) las operaciones cambiarias; y (iii) las operaciones de ventanilla, tales como los créditos de regulación monetaria y la facilidad de depósitos overnight. A partir de la emisión primaria, el resto de las instituciones financieras crean el resto de la liquidez en moneda nacional, a través de la expansión secundaria del dinero. También se le denomina base monetaria o dinero de alto poder. Según (Angulo, 2006) el Producto Bruto Interno (PIB ó PBI), es el principal indicador de la actividad económica agregada y la variable macroeconómica más importante. “El PBI es un indicador estadístico que intenta medir el valor total de los bienes y servicios finales producidos dentro de los límites geográficos de una economía en un periodo dado de tiempo. Se calcula sumando los valores de mercado de todos los millones de bienes y servicios finales de dicha economía, en una forma apropiada.
  2. 2. El mismo autor (Angulo, 2006) plantea que la inflación consiste en el alza generalizada de los precios. “En una economía sana si bien los precios varían, lo hacen en forma aislada y de acuerdo a los cambios en las preferencias del consumidor (demanda) o en la cantidad de bienes y servicios producidos (oferta). La inflación, en cambio, es un alza de todos los precios que no ha sido creada por variaciones en la oferta o demanda de los bienes y servicios. Otro concepto que se tienes que relacionar con nuestro ensayo es el de política monetaria, que según (Terrones, 2004) responde a una estrategia de control monetario tendiente a reducir la inflación. Sin embargo, pese a sus innegables bondades en un contexto de alta inflación, esta política no tiene suficiente flexibilidad para afrontar choques adversos, de oferta o de demanda, que pueden hacerla innecesariamente restrictiva. Pero (Zuluaga, 2005) la política monetaria es uno de los principales medios de intervención del Estado en la Economía, dados los efectos de las modificaciones en la cantidad de dinero sobre la actividad económica. El mecanismo de transmisión monetaria, que ha sido puesto en duda e incluso negado por algunos teóricos de la nueva escuela clásica, afecta la economía a través de su impacto sobre las tasas de interés y la demanda agregada. Según (IFRS:, 2006) la mayoría de los indicadores de hiperinflación se relacionan con las preferencias de los agentes económicos y los términos contractuales de la economía (es decir, en una economía hiperinflacionaria, los agentes evitan conservar el efectivo durante mucho tiempo porque su poder adquisitivo disminuye rápidamente). Por consiguiente, en una economía hiperinflacionaria, los agentes económicos convierten de forma rápida el efectivo en activos no monetarios (como propiedades o inventarios), en activos financieros que ofrecen como mínimo una reexpresión ajustada por la inflación sobre la base de índices de precios, o en otras monedas más estables para preservar el poder adquisitivo. Según (Alfageme)el gasto público es el reflejo de la actividad financiera y económica del Estado lo que puede expresarse, en términos más operativos, como una manifestación de su plan económico y social diseñado a través de su presupuesto. Asimismo, las políticas públicas expresan los principales objetivos del Estado y esto pone énfasis en las estrategias institucionales y de gobierno para alcanzar ciertos fines en lo social y económico. Para algunos analistas la acción estatal es esencialmente pública y por lo tanto no cabe hacer distinciones como política social; para otros sí tiene validez en tanto se hace mención a un campo específico de actividad como son educación, salud, vivienda, saneamiento, seguridad social u otros dependiendo de cada realidad. Para (Ghosh, 2007) la política monetaria era vista como parte de esta estrategia global de administración de demanda agregada combinada con la administración del tipo de cambio. En esta
  3. 3. estrategia, el control de la inflación era sólo uno de sus muchos fines. En los países en desarrollo, la política monetaria estaba dirigida no sólo a fines amplios, tales como el nivel de la actividad. Económica y el empleo, sino también a fines específicos como asegurar la inversión en sectores particulares, o incluso la reducción de la pobreza. Para (Lozano, 2003) el déficit primario excluye de los egresos totales el pago de intereses netos sobre la deuda pública. En este sentido trata de medir la posición discrecional que tiene el gobierno sobre el presupuesto y, al mismo tiempo, el grado de éxito que tienen para encausar sus finanzas por un sendero sostenible. Si al déficit primario se le adiciona el componente real del pago de los intereses, se obtiene el déficit operacional, otra importante definición de déficit a la hora de cuantificar sus efectos sobre el resto de la economía. Además del déficit convencional (conocido también como déficit total o financiero), existen otras definiciones de déficit que tienen propósitos específicos. Las más comunes son el déficit corriente, el déficit interno y externo, el déficit primario, el déficit operacional y el déficit estructural o cíclicamente ajustado. El déficit corriente excluye las operaciones de ingresos y egresos públicos relacionadas con la cuenta de capital, tal como se desglosan las cuentas contables de las empresas privadas. Una vez entendido los conceptos fundamentales revisaremos algunas referencias sobre el presente ensayo. Antes del año 1990 el Banco Central de Reserva del Perú era un ente no autónoma tal como lo menciona (Terrones, 2004) “…A partir de agosto de 1990 la orientación de la política monetaria en el Perú experimentó un notorio cambio. En efecto, la autoridad monetaria –el Banco Central de Reserva- modificó no sólo sus objetivos, sino también su forma de operación, pasando de una total sumisión a la autoridad fiscal a una casi completa autonomía …”. Esta medida se tomó debido a la crisis que nos llevó la exagerada emisión primaria que el gobierno solicitaba para tratar de “calmar” el pánico económico que se vivía en esos tiempos con la hiperinflación. Esta autonomía alcanzada por el BCRP fue una de las principales políticas económicas que se siguió para poder corregir las fallas que se tuvieron en ese gobierno. Para (Canales, 1991) Se han seleccionado 3 trabajos: Escobal Y Saavedra (1989), un documento del Banco Central de Reserva y un trabajo de Paredes y otros (1990). Primero se les comenta por separado y luego, se señalan algunos rasgos comunes. Sobre ‘precios, costos y desequilibrio monetario 1981-1988” Plantean el análisis para 2 sub- período1s9: 81.1-1985.y2 1985.3-1988.4 tratando de explicar el comportamiento de tres grandes rubros del IPC: precios flexibles precios no transables y precios controlados sin embargos e está obviando un problema fundamenta El periodo1 985.3- 1988.4 engloba dos políticas de signo
  4. 4. contrario. Una expansiva hasta fines de 1987. Luego la vuelta a la ortodoxia en 1988, como lo confirma el “paquetazo” de Salinas en Setiembre. Mientras que (Chanduvi, 1989) La necesidad de los autores de asociar un exceso de demanda en el periodo de García, como factor explicativo de un ajuste principalmente por precios, los lleva a la hipótesis de una relación no lineal entre desequilibrio monetario y evolución de los precios de los bienes transados Finalmente, se afirma que se manifestaron procesos inerciales al final del gobierno de Belaunde y a partir de 1988. No se presenta evidencia al respecto, ni tampoco existe alguna aproximación teórica que explique el fenómeno. Como no se encuentra suficientes argumentos desde e enfoque por el que los autor optan, la inercia aparece como una alternativa. Pero no existe una articulación orgánica de este tema, con el conjunto del documento. La opción tomada por el autor (Chanduvi, 1989) explica “…Por ultimo ha y que anotar que tanto las presiones de demanda derivadas de excesos de oferta de dinero como las presiones de costo, ira incrementándose en el tipo de cambio o en las tarifas públicas, se debieron a la generación de fuertes desequilibrios fiscales así como la necesidad posterior de reducirlos en los momentos en que las autoridades políticas lo consideran impostergables” Paredes y otros, La propuesta independiente, Según los autores, el origen de los problemas estaría en la estrategia de la sustitución de importancia seguido en el país. Además, las políticas de estabilización fueron parciales, incoherentes insuficientes. De otro lado, no estuvieron ligados a una estrategia de largo plazo. Todos estos temas pretenden ser abordados y darles respuesta en el documento. El diagnóstico de la economía a comienzos de los 90, tenía 4 componentes: la primera era la amenaza de hiperinflación causado por el financiamiento monetario del déficit fiscal y cuasi fiscal, la segunda era las distorsiones de precios relativos: tipo de cambio bajo, precios públicos atrasados, salario real bajo, que tenía como contrapartida el incremento en los precios de servicios y productos no transables, la tercera era la recesión y reducción de niveles de empleo e ingresos por ultimo la persistencia del desequilibrio fiscal. Se señala que uno de los correlatos de los factores mencionados, es la contracción acelerada de la intermediación financiera. La propuesta independiente es un programa propuesto que buscaba no solo resolver el problema de la inflación, sino algunos estructurales como la pobreza. El punto fundamental es que se consideraba que el ajuste e la demanda agregada ya se había hecho, dada la recesión y caída en el ingreso real producido. El énfasis debía darse en una corrección de los precios relativos, y en un cambio en el financiamiento de los gastos del sector público.
  5. 5. Según (Schuldt, 1988) en En ese documento discute si la economía peruana presentaba características que se había encontrado en otras hiperinflaciones, tanto europeos, como de América Latina, en situaciones políticas y sociales extremadamente graves. Luego de hacer un breve balance de la explicación de las hiperinflaciones a partir de los desequilibrios fiscales y externo, menciona algunos indicadores económicos y evalúa si su magnitud es similar a la presentada en las hiperinflaciones. El déficit fiscal en el paisano significativamente menores a liso que se dieron en otras experiencias. En impuesto inflacionario como porcentaje del PBI, muestra una situación similar, No se había generado una profunda brecha cambiaria hasta ese momento. Tampoco la indexación estaba generalizada a los palcos no se habían acortado sustancialmente. De otro lado, Schuldt considera que no nos encontramos en ese momento en una situación de convulsión social y política similar a la que había acompañado las hiperinflaciones históricas, y aquellas más recientes. De modo tal que no encontraba evidencias sobre un proceso hiperinflacionario en el Perú. Así, afirmaba: 2En pocas palabras, no hay nada en la coyuntura que puede sustentar la hipótesis y tampoco hay mucho que indique que habremos de deslizarnos hacia ella en los próximos meses. Lo que queda claro es que el fenómeno de alta “inflación” persistirá en son próximos años en el Perú, básicamente por la pura restricción externa y las debitarías acciones del gobierno” (Dancourt, 1989) Menciona que para que exista hiperinflación planteaba la necesidad de que se presenten simultáneamente tres fenómenos. Primero, una generalización de los reajustes de salarios en función de la inflación pasada en intervalos cada vez más cortos. Segundo, dolarización del sistema de precios. Tercero, la dolarización de la riqueza del sector privado. Existen sin embargo una condición previa que dichos procesos se presentan: el colapso del régimen cambiario. Lo ubica alrededor de julio de 1987 y su origen no lo explica por una política fiscal expansiva, sino más bien por un ataque especulativo exógeno. Hubo un incremento repentino del deseo de mantener dólares por un actor político, la estatización de la banca. El BCR no pudo controlar el tipo de cambio por la inexistencia de divisas. Se considera el portafolio liquido del sector privado compuesto por dos dineros: intis y dólares. La dolarización de la riqueza se entiende como un incremente persistente, sistemático: aunque no necesariamente continuo: de la preferencia por dólares, de la propensión a atesorar dólares del sector privado. La contrapartida en la disminución de la preferencia por intis, la generalización de la desconfianza en la moneda nacional. El tipo de cambio es entonces el precio que equilibra el deseo del sector privado de mantener dólares, con la cantidad de dólares disponible para atesorar.
  6. 6. Así, “La condición para que el tipo de cambio libre dependa de la referencia por dólares, es el colapso de régimen cambiario. A su vez, la preferencia por dólares será mayor, cuanto menor es la liquidez del dinero nacional. Y esta liquidez del dinero nacional se destruye por el alza sistemática del tipo de cambio, ya que esta induce la dolarización o el recorre de la duración de los contratos en los mercados de bienes y trabajo”. El ritmo de elevación de los precios es periódicamente perturbado por impulsos inflacionarios o deflacionarios que resultan de acciones exitosas o no de los agentes económicos en busca de alterar los precios relativos, son el shock inflacionario. Estos pueden ser shocks cambiarios, tributarios, de oferta o de demanda. Si fuese posible medir la contribución de todos los shocks a la tasa de inflación observada, entonces el residuo no explicado por los shocks es el “componente inercial” de la inflación o tendencia inflacionaria. Lo que se dice entonces es que si no existieron presiones hacia la modificación en los precios relativos, la tasa de inflación será igual a la tendencia inflacionaria. Revisando los trabajos de (FRENKEL, 1989) donde se critica el análisis de inflación inercial para la economía peruana se aprecia que más de una vez el concepto de inflación Inercial ha sido mal entendido por eso resulta conveniente insistir en que esta Noción tiene dos connotaciones diferentes una referida a un concepto teórico y la otra como parte de los aspectos que explican el comportamiento real de la economía”. Dado que según (Angulo, 2006) “El PBI y la emisión primaria están cointegradas y presenta correlación negativa… es decir que se encontró dependencia negativa, a mayor emisión menor producción” “entre la inflación y la emisión primaria… se encontró dependencia positiva, a mayor emisión mayor inflación” (Angulo, 2006) “La otra definición importante para entender la oferta de dinero es la emisión, dinero de alto poder o base monetaria…. El banco central es quien tiene el monopolio de la emisión. Por ley es quien puede imprimir, más bien mandar a imprimir, billetes y monedas de curso legal, que deben ser obligatoriamente aceptados como medio de pago.” Por otra parte (Gregorio) menciona que En la carta de intención suscrita por el gobierno peruano con el Fondo Monetario Internacional, el 21 de agosto de 1991, se dice que «la política monetaria
  7. 7. tiene como objeto reducir la inflación y alcanzar los objetivos de balanza de pagos formulados en el programa, aplicando fuertes restricciones al crédito del Banco Central» (BCRP 1992: 91). Similarmente, en la carta de intención suscrita el 8 de setiembre de 1992, se señala que «el Banco Central de Reserva continuará promoviendo el cumplimiento de los objetivos del programa concernientes a inflación y balanza de pagos, mediante un control estricto tanto del crédito que concede cuanto de la expansión de la emisión primaria» (BCRP 1992a: xi). “El comportamiento de la emisión primaria es un reflejo de la evolución de dos variables: las reservas internacionales netas y el crédito doméstico del Banco Central. Ello es así porque la autoridad monetaria emite tanto para comprar reservas, como para satisfacer las necesidades de financiamiento interno, especialmente del sector público.” “La evolución de las reservas depende del sistema cambiado vigente: si se tiene un sistema de tipo de cambio fijo o un sistema de crawling peg, el nivel de reservas estará determinado por el resultado de la balanza de pagos. Esto es así porque, bajo ambos sistemas, el Banco Central debe realizar operaciones cambiarías (compra o venta de dólares) con el objetivo de mantener el tipo de cambio en los niveles prefijados; como resultado, el nivel de las reservas (y así el de la emisión primaria) está endógenamente determinado.” “El encaje bancario -compuesto por los depósitos que los bancos colocan en el Banco Central- tiene dos objetivos básicos: salvaguardar la liquidez de los bancos, asegurando así el cumplimiento de sus obligaciones con el público, y amortiguar, en el corto plazo, el impacto sobre los niveles de liquidez de las variaciones en la emisión primaria. El encaje, al afectar el multiplicador monetario-y así la liquidez de la economía y el costo del crédito- es un instrumento de control monetario de uso coyuntural, cuya tasa y remuneración deben ser cuidadosamente manejados para evitar una innecesaria escasez y un encarecimiento del crédito.” (Armas, Grippa, & Quispe, 2001) A partir de agosto 1990, junto con la aplicación de un esquema de metas para el crecimiento de la emisión primaria, el Banco Central comenzó a desarrollar mecanismos de mercado para retirar o inyectar liquidez sin gravar con ello a las empresas bancarias al participar las mismas de manera voluntaria. La utilización de instrumentos de mercado, también llamados instrumentos indirectos, posibilita un control monetario más preciso ya que pueden utilizarse con más frecuencia y en las cantidades necesarias.
  8. 8. Con la adopción de instrumentos monetarios de mercado y teniendo en cuenta el objetivo único de luchar contra la inflación, el Banco Central optó por manejar la política monetaria con una meta intermedia de emisión primaria. Bibliografía Alfageme, M. A. (s.f.). ESTADO, GASTO PÚBLICO Y DESARROLLO DE LAS CAPACIDADES:. Angulo, A. F. (2006). RELACIÓN ENTRE LA POLÍTICA MONETARIA Y FISCAL EN EL PRODUCTO BRUTO INTERNO, LA INFLACIÓN Y LAS EXPORTACIONES EN LA ECONOMÍA PERUANA 1950 -2006”. Armas, A., Grippa, F., & Quispe, Z. (2001). De metas monetarias a metas de inflación en una economía con dolarización parcial: el caso peruano. Canales, G. (1991). Hiperinflacion y cambio de regimen en el Perú: Un analisis comparativo . Chanduvi, E. D. (1989). Precios, costos y desequilibrio monetario: la experiencia peruana entre 1981 - 1988. GRADE. Dancourt, O. (1989). Sobre la Hiperinflación Peruana. Lima: CISEPA . Fernandez, D. L. (1999). La información contenida en los agregados monetarios en el Perú. Lima. FRENKEL. (1989). EL REGIMEN DE ALTA INFLACION Y EL NIVEL DE ACTIVIDAD. Ghosh, J. (2007). MACROECONOMÍA Y POLÍTICAS DE CRECIMIENTO. Gregorio, J. d. (s.f.). Dinero, inflacion y politica monetaria. IFRS:, F. (2006). Módulo 31: Hiperinflación. Lozano, L. I. (2003). DEFICIT PÚBLICO Y DESEMPEÑO ECONOMICO EN LOS NOVENTA: EL CASO COLOMBIANO. Perú, B. C. (s.f.). http://www.bcrp.gob.pe/publicaciones/glosario/e.html. Obtenido de http://www.bcrp.gob.pe/publicaciones/glosario/e.html: http://www.bcrp.gob.pe/publicaciones/glosario/e.html Schuldt, J. (1988). Hacia la Hiperinflación en el Perú. Lima: PUCP. Terrones, M. E. (2004). Reorientación de la política monetaria en el Perú: avances y problemas. Zuluaga, B. (2005). LA POLÍTICA MONETARIA:TEORÍA Y CASO COLOMBIANO.

×